Está en la página 1de 1

LATERCERA Sábado 20 de noviembre de 2010 93

RR Ellroy nació en

Cultura&Entretención
Cultura&Entretención
1948 en Los Angeles,
ciudad en la que se
ambienta toda su obra.
FOTO: MARION ETTINGLER

FICHAS

América
El inicio de la tri-
logía. Relata la
antesala y el
asesinato de JF
Kennedy en
1963. Ediciones
B. 568 págs. 22
euros en
fnac.es

Seis de los
grandes
Abarca de 1964
a 1968, con los
asesinatos de
Bob Kennedy y
Luther King.
878 págs. 23
euros en casa-
dellibro.com

Sangre vaga-
bunda
Tras el asesina-
to de Luther
King, comien-
zan las revuel-
tas raciales. Edi-
ciones B.
773 págs.
$ 21.000

vesada moralidad?”, se pre- Wayne está bajo la mira de

Mafiosos, asesinos y gunta. “Esa es la pesadilla pri-


vada. Eso es Sangre vagabun-
da”, añadió en Rolling Stone.
Dwight Holly, agente de J.
Edgard Hoover, el manda-
más del FBI. Holly fue uno

policías: Ellroy cierra su


Todo se lo debe a Don DeLi- de lo hombres que participó
llo. A fines de los 80, Ellroy en Conejo Negro, una opera-
leyó su novela Libra, donde cióncontra “Lucifer” King,
recrea el asesinato de Ken- como lo llamaba Hoover.

saga sobre EEUU en los 60


nedy desde la voz del asesino, Grabaciones telefónicas, so-
Lee Harvey Oswald. El tirador bornos, difamación, suplan-
solitario era solo la cara visi- taciones: una guerra sucia
ble de una conspiración de la que acabó con un disparo en
CIA y la ultraderecha. El libro Memphis. Ahora Holly debe
R Sangre vagabunda es el tercer R El último tomo sigue las le abrió los ojos: “Entonces, infiltrar y destruir las nue-
muy lentamente, comencé a vas “nubes tóxicas de nacio-
tomo de su Trilogía americana, que consecuencias del asesinato de ver que yo podría escribir un nalismo negro”. Y para ello
abarca de 1963 a 1972. Martin Luther King. trío de novelas, poniendo la buscará a Joan Klein, una ac-
muerte de JFK en un contex- tivista judía y pelirroja con la
to fuera de página, con una gi- que suele intimar.
gantesca historia social de Don Crutchfield, el joven de-
Andrés Gómez Bravo Navidad. Nunca ha echado un dice, rezó. Y su oración fue sinos, soplones, agentes de la EEUU para seguir”, contó a la tective fisgón y de derecha, es
polvo, y tiene 23 años, y está atendida. CIA y políticos corruptos. revista Paris Review. contratado por Fred Hiltz, el
Su madre desapareció cuan- solo. Es un mirón, y tiene dos Versión dura y oscura de “rey del odio”. Debe encontrar
do tenía 10 años. No volvió a opciones: acudir al servicio de Chandler, Ellroy se volvió un Pesadillas Todas esas muertes a los tipos que hicieron un es-
verla. La buscó en hospitales medianoche de la iglesia lute- investigador de L.A. Publicó Ellroy dice que en esta saga América abordó los presagios pectacular asalto a uno de sus
y departamentos de policía. rana o espiar a las mujeres ne- cuatro novelas ambientadas quería contar la historia secre- y el asesinato de JFK. Seis de camiones blindados y se lleva-
Pero no había rastros. Se con- gras en South Central L.A. Ese en los bajos fondos de la ciu- ta. La pesadilla privada de las los grandes culminó con los ron una fortuna en esmeral-
virtió en delincuente juvenil. soy yo”, dijo Ellroy a la revis- dad en los 50. Es su Cuarteto políticas públicas. “El perfil crímenes de Robert Kennedy das. Las sospechas apuntan a
Le gustaba espiar a las chicas ta Rolling Stone. de Los Angeles: El gran desier- de la historia americana des- y Martin Luther King. Sangre una activista que quiere armar
y robar su ropa íntima. Tenía El escritor perdió a su madre to, La dalia negra, L.A. Con- de 1958 hasta 1963 es icónico vagabundaparte en este pun- una revolución.
un método. Por ejemplo: a la misma edad. Pero no de- fidencial y Jazz blanco. y bien conocido: la emergen- to y rastrea las consecuencias: Por la novela cruzan racis-
“Hancok Park. Grandes casas sapareció en el aire: fue viola- Pero quiso ir más allá. Ellroy cia del movimiento de los de- las revueltas raciales, la agita- tas, cubanos, Nixon y Truji-
a oscuras. Guaridas de chicas da y asesinada. La policía nun- quería la credencial de inves- rechos civiles, la ascensión de ción de izquierda, la repre- llo, el dictador dominicano.
preuniversitarias. Toc, toc. ca resolvió el caso. Ellroy cre- tigador privado de la historia JFK, la mierda represiva de J. sión del FBI y las relaciones de No hay héroes: todos tienen
¿No hay nadie en casa? Bien. ció con un padre alcohólico y de EEUU. Así escribió Améri- Edgar Hoover, la mafia, la cri- la mafia con el poder. las manos con sangre. Du-
Entras sin que nadie te vea, lle- pendenciero. Se hizo lector de ca (1995), el primer tomo de su sis de los misiles cubanos. Des- El libro sigue la historia de rante la escritura, Ellroy se
vas una linterna, paseas por novelas de crímenes. Comen- trilogía sobre los años 60. Con- pués, la década de la revolu- Wayne Tedrow Jr., ex policía divorció y se enamoró de
casas de lo más lujosas. Entras zó a robar, vagabundear y es- tinuó con Seis de los grandes ción en la cultura juvenil, la y asesino de su padre. Wayne una pelirroja llamada Joan.
en los dormitorios de las chi- piar mujeres. Se unió al Par- (2001). Y 15 años después del pesadilla continua de Viet- trabaja para la mafia. Le ayu- Ella lo dejó y él le dedicó el li-
cas y sales con su lencería”. tido Nazi, entró y salió expul- inicio, cierra la saga con San- nam, más bombas, más mier- dará a levantar casinos en bro. Ahora Joan aparece en
Don Crutchfield tiene ahora sado del Ejército. Su padre gre vagabunda. da y locura de la CIA, asesina- Centroamérica. Y es el contac- The Hilliker Curse, una me-
23 años, es detective privado murió y él pasó la primera mi- Es su proyecto más ambi- tos políticos. Conocemos eso. to con Howard Hughes, el moria recién publicada en
y uno de los protagonistas de tad de los 70 bebiendo, dro- cioso: más de dos mil páginas Esa es la política pública. Pero magnate paranoico, antise- EEUU. Es su segunda auto-
Sangre vagabunda, el último gándose y cometiendo peque- que abarcan desde el asesina- ¿quién está ahí fuera toman- mita y racista. “Las Vegas es biografía después de Mis rin-
tomo de la Trilogía americana ños delitos. El 75 entró a Alco- to de John Kennedy (1963) a do nombres, encargándose de un criadero de bacterias de cones oscuros, donde relata
de James Ellroy. hólicos Anónimos y el 79 Watergate (1972). Un recorri- las escuchas, rompiendo pier- negros. Los negros tienen mu- la muerte de su madre. Allí
Es 1968, el “verano del amor” estaba preparado para escri- do por los rincones más oscu- nas, registrando a las perso- chos glóbulos blancos. No les habla de las mujeres de su
y el rock. “En el libro, Crut- bir Requiem por Brown, su ros de la historia americana, nas, ganando dinero rápido estreche nunca la mano”, le vida, partiendo por aquella
chfield no sabe qué hacer en primera novela. Entonces, habitados por mafiosos, ase- con eso, y sufriendo esa enre- dice Hughes. que perdió a los 10 años.b

Intereses relacionados