Está en la página 1de 4

e

S,

PLAN DE DIOS
Y ESTRATEGIA DE JESÚS
e

1. OBJETIVO

Mostrar que Dios le confió a Jesús una misión humanamente imposible: Salvar a todos los
hombres, de todas las épocas y latitudes geográficas.

2. ID E A eLAVE
Para poder instaurar el Reino de Dios en todos los tiempos y espacios, Jesús formó sus
sucesores y continuadores, a quienes llamó discípulos.

Didáctica y Pedagogía
El contenido de este tema no corresponde al que se encuentra en el libro de texto.
La frase "sin discípulos" del Sintetizador Gráfico, está cubierta al inicio del tema, pero se
descubre al final.
Se narra en presente histórico, porque es actual.
Tiempo
45 minutos.

4. D E S A R ROL L O DEL A ENSEÑA NZA

• INTRODUCCiÓN
es
a. Evocación
¿Quién es la persona que más confianza te ha tenido en este mundo?
lo
No se puede responder "Dios" ni "Jesús".
Comparten algunos participantes: "La persona que más ha confiado en mí, es ..."
Se calibra con dos personas.
b. Presentación y ubicación del tema
Vamos a contemplar el plan salvífico tal y como Dios lo ideó, a fin de descubrir nuestro papel en
el mismo.
c. Objetivo del tema y motivación
Mostrar que la misión de Jesús, de implantar el Reino de Dios en este mundo, era imposible;
pero el Maestro encontró una estrategia para lograrlo: Formar a sus sucesores, a quienes llamó a
discípulos.

1. Plan de Dios y Estrategia de Jesús 1.3. JUAN 13


• CUERPO DE ENSER
a. Designio de Dios: El Reino, y Golpe de Estado del hombre
Dios diseñó un maravilloso plan de felicidad para toda la humanidad, sintetizado en el paraíso.
• En el principio, Dios creó un Reino asombroso, donde "todo estaba muy bien he
(Gen 1, 31): Orden, paz, amistad y felicidad; armonía, integración y respeto. Comúnmente
conocemos como "el paraíso", pero bien podríamos identificarlo como el Reino de Dios.
Colocó al hombre como administrador de este Reino, para que viviera en plena armonía
unión consigo mismo, con los demás y con la creación.
• Para manifestar que este Reino le pertenecía, Dios pidió que no comieran del árbol de
ciencia del bien y del mal, el cual le pertenecía sólo a Él.
Pero el hombre no respetó el plan divino y se apropió de lo que no le correspondía. Qu'
usurpar el Reino, haciéndose no sólo semejante a Dios, sino como Dios.
Consecuencias: En vez de lograr autoridad, el hombre la perdió junto con la felicidad que tenía.
Entró el miedo en su corazón y se desintegró interiormente.
Culpó a quien antes había declarado "carne de su carne y hueso de sus huesos".
La creación se rebeló contra él.
Dios, entonces, lo expulsó de su Reino y cerró la puerta del paraíso.
El hombre intentó re resar, constru endo la torre de Babel, que llegaría hasta el cielo; pero
resultado fue • una total confusión.

Era imposible para las (mis, tus, nuestras) fuerzas humanas volver al paraíso perdido . .G

Desafío
?
• ....• ¿Estamos,
'--_ entonces, condenados a vivir desterrados del Reino de Dios?

b. Restauración del Reino de Dios por medio de Jesús, salvador universal: 1Tim 2, 4a
Sin embargo, Dios persiste en su plan universal de salvación:
Dios : 1Tim 2, 4a.
Dios no puede fracasar en su designio. Decidió, entonces, emprender un camino
restablecer su plan original: Llama a un hombre, Abraham, del que nacerá un pueblo, Israel,
cual brotará el restaurador del plan original de Dios. Llegada la plenitud de los tiempos, nace
la ciudad real de David, aquel que será el Rey de reyes y Señor de señores, que habrá
instaurar el Reino de Dios en este mundo.
Antes de comenzar su ministerio, Jesús vive en el Río Jordán, dos experiencias que lo ma
para toda la vida:
Lleno de Espíritu Santo: Para ser capaz de cumplir esta tarea, antes de comenzar cual
acto, es ungido y llenado con el Espíritu Santo.
• Experiencia del amor personal e incondicional de Dios: Dios le declara a Jesús: "Tú
mi Hijo amado". Jesús experimenta el amor personal e incondicional de su Padre
todavía no ha comenzado a predicar ni a sanar), el cual lo capacita para perseverar en
pruebas y dificultades que su misión le impone.
Así, al impulso del Espíritu, siembra la semilla del Reino.
(Jesús) recorría toda Galilea, enseñando en sus sinagogas, proclamando la Buena Nueva
del Reino: Mt 4, 23a.

14 1.3. JUAN 1. Plan de Dios y Estrategia de


El Reino de Dios no es un concepto, una doctrina
o un programa sujeto a libre elaboración,
sino que es, ante todo, una persona que tiene el rostro y el nombre:
Jesús de Nazaret.
Redemptoris Missio 18.
ue su misión debía alcanzar todos los tiempos, establece una estrategia
ra ue el n salvJfico se todos los .
r
c. Estrategia de Jesús: Formar y capacitar a sus colaboradores
Jesús tenía un objetivo que parecía inalcanzable: Instaurar el Reino de Dios en el mundo.
Precisaba, por lo tanto, idear una táctica.para lograrlo.
Un proyecto, por más prometedor que sea, si no cuenta con un plan, se convierte en simple
ilusión.

Ejemplo: Napoleón era un brillante estratega, que detallaba cada acción de toda batalla.
Para Miguel Ángel no fue suficiente concebir en su mente la cúpula de la Basílica
de San Pedro, sino que hizo un plano para poder construirla.
Cada equipo de fútbol cuenta con una estrategia que lleva a la práctica, para
poder ganar los partidos.

el Jesús decide elaborar una estrategia, con la intención de que el Reino se extienda por todos los
siglos y hasta los confines de la tierra: Formar sus sucesores, que instauren el Reino en este
mundo.

Ejemplo: Cuando murió el Padre Emiliano Tardif, sacerdote canadiense que llevó la Buena
Nueva del amor y perdón de Dios a más de 100 aíses, sobre su féretro se colocó
un gigantesco letrero, que decía: • Murió el misionero ro la misión continúa .•

La estrategia de Jesús tiene tres pasos SU!~SiVOS:


ucesores.
1° Escoge a sus colaboradores y los llama discípulos

Convoca a los que quiere, / •• ara ueestuvieranconél" (Mc3,13-14).


ara
del No trabaja solo, sino con un grupo de personas que iban con él a todas partes para aprender a
en hacer las cosas como él las hace. A los miembros de este grupo selecto los llama
de / discf ulos. Ellos, a su vez, lo llaman • "Maestro".
2° Forma a sus colaboradores con su Palabra y con su propio estilo de vida
can
En este programa de formación, Jesús es el Maestro: Único, exclusivo y excluyente, así como la
enseñanza misma. Por eso afirma:
ndan de mi: Mi 11 29b.
Los instruye con su Palabra, que es viva y eficaz: Palabra de vida eterna (Jn 6, 68).
Vive con ellos para enseñarles a vivir la vida nueva.
Ora por ellos y se consagra preferentemente a ellos.
3° Los capacita para cumplir la misión que el Padre le había encomendado a él
Me ha sido dado todo poder en el cielo y en la tierra ... : Mt 28, 18-20.
Como el Padre me envió, así yo los envío ... Reciban el Espíritu Santo: Jn 20, 21b.22b.

1. Plan de Dios y Estrategia de Jesús 1.3. JUAN 15


Los provee de Espíritu Santo para que prediquen la Palabra y realicen signos, prodigios, milaqros
y liberaciones que muestran la llegada del Reino, derramando sobre ellos el mismo poder que él
había recibido le: J:L~ordán, sue l~;>&~~!Z.<:?lW.E,L8""
cumplir la misión que el Padre le había
encomendado:

RECURSO DIDÁCTICO: Cirio y velas


En el centro de la sala, una persona, que representa a Dios, entrega a "Jesús" un cirio
encendido.
'.'- "Jesús" enciende las velas de 4 participantes, que se dirigen hacia los 4 puntos-
cardinales.

alQ$
Desafío
, , ¿Qué hubiera sucedido si Jesús no formara discípulos?

N N
a. Resumen y Ancla
El plan salvífico de Dios consiste.en instaurar su Reino en' éste mundo. Para ello, Jesús proclama
el Reino con signos y palabras íntimamente unidos entre sí, sobresaliendo su muerte y
resurrección.
Establece una estrategia para que su misión se extienda en el tiempo y el espacio:
Escoge a sus colaboradores.
• Forma a sus discípulos.
Los capacita dándoles el Espíritu Santo.

J: Con tres dedos de la mano derecha formando un círculo, se enumeran los tres puntos de
la estrategia de Jesús: Escoge, forma y capacita. Se repite tres veces.

La frase del Sintetizador Gráfico es muy cierta:


, ~ , Id El plan de Dios no puede trascender. Id
Se descubre la frase "Sin discípulos" del Sintetizador Gráfico y se lee completa.
b. Cierre y alusión a la Evocación
Dios confió en su Hijo; y él, a su vez, depositó su confianza en sus discípulos.

[!]
Desafío
? ¿Existe otra persona que haya confiado en ti más que Jesús, el cual te confió la
trascendencia de su obra?

Tú eres la garantía para que el plan del Padre, confiado a su Hijo, y compartido por él a sus
discípulos, se cumpla. Sólo los discípulos de Jesús completan el plan de Dios.
La formación de discípulos es la estrategia escogida sabiamente por Jesús para llevar a cabo el
plan salvífico de Dios para toda la humanidad. Por eso precisamente la gran comisión a los
suyos es: Hagan discípulos míos a todas las gentes.

18 1.3. JUAN 1. Plan de Dios y Estrategia de Jesús