Está en la página 1de 12

PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

Patrón de situada) permite generar una lectura totaliza-


dora del movimiento económico, tomando en

reproducción del cuenta los conflictos políticos implícitos e in-


sertándolo en su contexto histórico específico,
sin caer en los determinismos de la ortodoxia
capital en la economía acrítica que ha desfigurado al pensamiento
marxista.
ecuatoriana Patrón de reproducción es un concepto
que permite una mirada integral al sector
Por Diego Carrión Sánchez económico combinando el análisis estructural
(sincrónico) y el análisis dinámico (diacróni-
Introducción co). Permite observar al capital en el marco de
sus metamorfosis para dar seguimiento a los
vínculos establecidos en las dos esferas de la
La acelerada época de cambios que vive el Ec- circulación (planificación, distribución-inter-
uador exige interpretaciones innovadoras en el cambio) y la esfera de la producción, definidas
ámbito de la economía que permitan generar en el ciclo de reproducción capitalista:
miradas complejas sobre la realidad. Muchos
frentes abiertos demandan herramientas con- mp
D- M ......P...... - M’ - D’
ceptuales que logren captar dicha multilater- ft
alidad sin restringirse a la compartimentación
disciplinaria. Por ello, se propone en el pre- Donde:
sente artículo la necesidad de un nuevo viraje D= Dinero inicial
hacia la Crítica de la Economía Política como M= Mercancía
herramienta hermenéutica. Se plantea como
objeto de estudio al patrón de reproducción de
mp= Medios de producción
capital, en busca de superar la fragmentación ft= Fuerza de trabajo
de los enfoques posmodernos para rescatar la P= Producción
idea de totalidad, a partir de lo cual se propone M’= Mercancía incrementada
un análisis de líneas fundamentales de la es- D’= Dinero incrementado
tructura y movimiento de la economía ecuato-
riana en el último período. Los valores de uso específicos elegidos para
En concreto, se busca presentar algunas hipó- convertirse en los ejes de acumulación deter-
tesis sobre la repercusión de las decisiones minarán las formas materiales que adopta el
económicas del actual Gobierno en la trans- proceso de valorización del capital. Las formas
formación de la matriz productiva y el patrón materiales que asume el ciclo de reproducción
de reproducción, poniendo énfasis no sólo en se concretan en la matriz productiva, es decir,
el nivel de la circulación, sino también en el en el ordenamiento y la jerarquía particular de
proceso de trabajo, inversión y distribución. las distintas ramas y sectores económicos, con
Se contrastará, finalmente, los resultados sus correspondientes interrelaciones, donde
económicos con algunas de las líneas generales los tipos de intercambios mercantiles y no
del sumak kawsay, como la economía popular mercantiles se encuentran determinados por
y solidaria, y la soberanía alimentaria. las relaciones de poder intrínsecas entre sec-
La categoría patrón de reproducción (que pu- tores productores grandes, medianos y peque-
ede entenderse como un concepto interme- ños.
dio entre modo de producción y el análisis Las formas específicas adoptadas por el patrón
más específico de la materialidad concreta de reproducción (primario exportador, indus-
de la economía histórica y geográficamente trialización, tercerización productiva) parten

2 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE


de valores de uso distintos, que requieren es- economías centrales.
tablecer relaciones sociales y vínculos con la En segundo lugar, esta particular forma de
naturaleza diferentes, lo que significa adoptar matriz primario-exportadora genera una
formas materiales distintas y particulares en fuerte dependencia y retraso tecnológico,
los procesos de valorización. No hay que per- que garantizan un traspaso de valor desde las
der de vista la relación entre «la integración de economías dependientes hacia las centrales.
los procesos de valorización y su encarnación En estas condiciones de dependencia comer-
en la producción de valores de uso específicos» cial y técnica, los intentos de industrialización
(Osorio, 2006: 5), porque de ello dependerá que están condenados a fracasar o a restringirse
no olvidemos la determinación que el valor de a aquellos sectores que apalancan la misma
uso hace del patrón de reproducción y de las economía extractiva (Marini, 1991).
formas materiales que el capital debe adoptar El presente documento se estructura en fun-
para valorizarse. Sin embargo, dicha determi- ción de presentar algunas hipótesis sobre el
nación no implica que un cambio de valores de actual patrón de reproducción ecuatoriano, si-
uso conlleve un cambio en el patrón de acu- guiendo el itinerario del ciclo de reproducción
mulación; al contrario, el patrón de reproduc- del capital que parte de la inversión y culmina
ción de capital (léase: capitalista) hace que la en la realización de la plusvalía, proceso que
producción de cualquier valor de uso cause permite relanzar la inversión para el siguiente
deterioro del tejido social, empobrecimiento y ciclo.
destrucción de la naturaleza. El cambio de un Finalmente, se hará un análisis especial re-
valor de uso por otro no modifica esta carac- specto del Estado y las políticas relacionadas
terística esencial del capitalismo, solo las for- al presente enfoque conceptual. Se busca cara-
mas materiales en que esta se expresa. cterizar el patrón de reproducción promovido
Se entiende que el principal efecto de priorizar por el actual Gobierno y su intencionalidad
el sector primario-extractivo es ubicar al Ec- política.
uador en un papel dependiente dentro de la
división internacional del trabajo. Esto acarrea Inversión (D-)
consecuencias importantes: en primer lugar, la
economía es altamente expulsora del trabajo, La inversión privada se dirige siempre hacia
debido a indicios de sobreexplotación laboral aquellos sectores donde el capital puede ob-
y a la incapacidad estructural de las empresas tener las mayores tasas de ganancia. En las
privadas para emplear dignamente a la mayor actuales condiciones de la economía ecuato-
parte de la población. En gran medida, esta sit- riana, la matriz primario-exportadora se for-
uación se debe a que el sector primario expor- talece encubierta tras el crecimiento de otros
tador no requiere del desarrollo del mercado sectores de la economía que en realidad se
interno para la realización de sus productos, benefician solo de manera subordinada para
pues su mercado se ubica en el extranjero. Por servir al sector primario.
tanto, el ingreso de los trabajadores y sus con- Un primer indicio de esto se nos presenta en la
diciones de consumo no son asunto prioritario estructura de la inversión extranjera por rama
para los sectores ejes de acumulación de capi- de actividad. A partir de 2007, la inversión ex-
tal, conformando un mercado interno débil, tranjera dirigida a la explotación de minas y
lo que implica un débil incentivo para la in- canteras llegó a ser la más dinámica, creciendo
dustrialización (Marini, 1991). Esto significa, significativamente en los últimos dos años, cu-
en términos de la diferencia valor-precio, que ando el Gobierno abre las puertas a la minería
buena parte del esfuerzo social del trabajo no a gran escala.
es retribuido adecuadamente por el mercado Para entender esta tendencia, es de suma im-
internacional, y que existe una transferencia portancia analizar la dependencia estructural
de valor de los países dependientes hacia las de nuestra economía frente al precio de los

INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE | 3


PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

bienes primarios en el mercado internacional. sectores «más eficientes», es decir, aquellos


Desde el año 2001, son varios los factores que con posibilidad de generar altas tasas de ga-
inciden en el crecimiento de los precios de este nancia. Por tanto, el gasto público se orienta
tipo de bienes. El precio del petróleo crece en porcentualmente más a financiar las obras
relación con las guerras en Oriente Medio, el de infraestructura que impulsan los sectores
fortalecimiento de la OPEP, la caída de reser- primario-exportadores (petróleo, agroindus-
vas internacionales de países que no pertene- tria, agro-combustibles, minería), y solamente
cen a la OPEP y el incremento de la demanda de manera marginal al desarrollo social y al
tras la prevalencia histórica de la economía crecimiento de sectores manufactureros o de
movida por los hidrocarburos y el desarrollo servicios medianos y pequeños (siempre y cu-
acelerado de los países emergentes (Orozco, ando estén atados a los ejes de acumulación
2013: 44-45). Por su parte, el precio de los ali- extractivos). En términos de inversión, esta
mentos crece debido: al incremento de la de- lógica implica líneas de continuidad explícitas
manda en los países BRIC, principalmente en relación con las políticas de la época abier-
India y China; a la producción y uso creciente tamente neoliberal. Un ejemplo es el proyecto
de biocombustibles, que compite con la agri- multimodal de vías de comunicación plant-
cultura por recursos como el suelo, el agua y el eado por el Banco Mundial en la década de los
capital (Boix, 2011); y a la especulación en los noventa con la intensión de ampliar las rutas
mercados financieros, dado que la agricultura, de extracción primaria, hoy concretada en la
ante la crisis, se devela como uno de los sec- red vial promocionada como obra emblemáti-
tores más prometedores. ca del actual Gobierno.
Otro cambio importante en el Ecuador ha sido El «mea culpa electoral» que hacen SENP-
el origen de las inversiones, las cuales se han LADES y el Ministerio Coordinador de la Pro-
diversificado en los últimos diez años. Si en ducción (El Comercio, 2012), reconociendo que
2001 el 56% de la inversión provenía de los Es- en seis años de Gobierno no se ha logrado cam-
tados Unidos, para 2011 solo el 12% viene de biar la matriz productiva, viene acompañado
ese país, mientras que la participación de otras de una propuesta «revolucionaria», cuya rec-
economías ha incrementado notoriamente. eta no propone más que lo mismo de siempre.
China, por ejemplo, que no representaba ni El cambio de la matriz productiva se basará en
siquiera el 1% de la inversión extranjera en la refinación de petróleo, nada novedoso y con
2001, para 2011 tiene un peso del 14%. Canadá bajo aporte de valor agregado; la producción
en 2001 representaba solo el 2% de la inver- de plásticos, también derivados de los hidro-
sión extranjera, mientras en 2011 es el país que carburos; la producción de energía hidroeléc-
mayor inversión ha traído al país, con un peso trica, con fuertes problemas de deterioro am-
del 38%. biental y social en el entorno; la maricultura,
El panorama favorable en los términos de in- que es la producción de peces, mariscos o algas
tercambio, y las nuevas inversiones de capital en estanques, canales o secciones cerradas en
destinadas a las industrias extractivas, han el océano; la producción de biocombustibles,
provisto al país (y se augura que sigan provey- que compiten con la agricultura de alimentos
endo) grandes ingresos ligados a la economía por el control de los recursos productivos; la
primario-exportadora. En ese contexto, las explotación forestal; la elaboración de choco-
fracciones de clase gobernantes necesitan un late y café, con alto porcentaje de componentes
espacio relativamente neutral que les permi- primarios; y, finalmente, la siderurgia (elabo-
ta repartir estos recursos sin involucrarse en raciones y aleaciones del hierro) y metalurgia
traumáticas disputas de hegemonía. (elaboraciones y aleaciones de otros metales),
La prodigalidad del Estado, en este sentido, las cuales se encadenarán primordialmente
aparenta una apuesta por las clases desposeí- con la explotación minera (existen yacimien-
das, pero en realidad privilegia la lógica del tos probados de hierro en Chimborazo).
crecimiento económico apalancado por los En otro orden de cosas, la inversión social se

4 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE


dirige a capacitar la mano de obra y generar los los que suman 78% de lo insumido por la in-
cuadros técnicos necesarios para la reproduc- dustria.
ción eficiente del capital (nuevas universidades Por esto, se afirma que la industria extractiva
especializadas, importación de cerebros desde solo dinamiza a otras ramas primario-extrac-
los países centrales, tecnificación de la edu- tivas, y que su conexión con otros sectores
cación superior). Se destina también a paliar los de la economía es muy débil. La situación se
efectos negativos del «progreso» y a contener a asemeja más bien a un apuntalamiento mutuo
las fuerzas sociales antagónicas al proyecto de de los sectores extractivos, sin mayores posibi-
la «Revolución Ciudadana» —aquellos actores lidades de sinergia con otras ramas de la pro-
afectados directamente por la lógica sacrificial ducción. Esto, sumado a las rentas que estos
que caracteriza históricamente al discurso del sectores originan, conforma un escenario en
desarrollo (Dussel, 1994)—. el cual resulta menos atractivo para el capital
migrar hacia otros sectores que permanecer en
Relaciones inter-ramas y con el círculo complementario de la extracción de
recursos.
el sector externo (-mp)
La elección de valores de uso primarios como Ingreso, condiciones
ejes de acumulación genera una organización laborales y proceso de
de la producción subordinada a la extracción valorización (-ft)
y la comercialización de bienes con poco valor
agregado. Esta situación se evidencia en la es- El Ecuador es un país que se caracteriza por
tructura histórica del aparato productivo ecu- un alto nivel de subempleo estructural (Lar-
atoriano y se confirma con el nuevo proyecto rea, 2006). Incluso en 2011, cuando las estadís-
de «diversificación» productiva del Gobierno, ticas oficiales registraron un decrecimiento
pero principalmente en las sinergias que se es- del subempleo de entre 20% y 30%, cerca de la
tablecen entre los sectores agrícolas, mineros mitad de la población ecuatoriana estaba de-
y petroleros. Los insumos que utiliza cada uno sempleada o subocupada. Esto es efecto del
de estos sectores provienen de los otros dos, tipo de patrón de reproducción extractivo,
generando una circulación complementaria primario-exportador, que no necesita desar-
(aunque en el caso de la agricultura tenga que rollar un mercado interno sólido, pues los
ser mediada por el comercio exterior de pro- valores de uso que fungen como ejes de acu-
ductos manufacturados a partir de hidrocar- mulación tienen su mercado asegurado en el
buros). exterior. Esto ha significado para las empresas
Por ejemplo, los cultivos dedicados a la agroex- exportadoras una ventaja importante sobre
portación insumen principalmente productos sus competidores, basada en el uso extensivo
químicos (fertilizantes y plaguicidas), plásti- de mano de obra mal pagada, que les permite
cos y caucho, los cuales se producen a base de disminuir sus costos de producción, incluso en
hidrocarburos y representan el 53% de lo in- la situación de tipo de cambio fijo impuesto
sumido por el sector. La explotación de minas por una economía dolarizada.
y canteras insume principalmente productos En los últimos años, la brecha de ingresos en-
refinados de petróleo (36%), productos quími- tre patronos y trabajadores privados se ha in-
cos, plásticos y de caucho (28%), y productos crementado, principalmente en aquellos sec-
de la silvicultura, de la tala y de la corta (10%). tores de reciente penetración capitalista, como
La producción de minerales metálicos y no la agroindustria, la producción de cultivos
metálicos tiene como materia prima princi- destinados a biocombustibles y la minería.
palmente minerales metálicos y no metálicos En el sector rural, que es donde se desarrollan
(50%), otros productos mineros (18%) y pro- estas actividades, se registran las brechas de
ductos de refinación del petróleo (10%), entre ingreso más grandes: por cada dólar que rec-

INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE | 5


PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

ibe el patrón o socio de una empresa en el sec- (28%), la mayor parte de ellos en condiciones
tor rural, los trabajadores reciben 39 centavos precarias. Es la economía familiar campesina
a nivel nacional, 43 centavos en la Sierra y 33 la que genera mayor cantidad de empleo y, por
centavos en la Costa. En las provincias donde tanto, una mejor distribución del ingreso; sin
mayor presencia existe de empresas capital- embargo, el avance de los cultivos empresari-
istas, como en las zonas agroindustriales por ales disminuye la capacidad del sector rural
ejemplo, la brecha de ingreso es mayor: en Los de generar empleo. La ganadería y el cultivo
Ríos, por cada dólar que gana el patrón, los tra- de palma africana requieren de mucho menos
bajadores reciben 26 centavos, y en Guayas, 25 personal que los cultivos tradicionales. Por
centavos (Carrión y Herrera, 2012: 124). otro lado, la maquinización en el cultivo de
Por otra parte, los ingresos de los funcionarios banano y caña de azúcar disminuye el número
públicos han crecido significativamente pero de trabajadores necesarios, incrementando así
sus condiciones laborales han desmejorado. El la posibilidad de apropiación del ingreso por
malestar en el trabajo se ha acrecentado noto- parte de los empresarios, y disminuyendo el
riamente, y prima la sensación de que no ha poder adquisitivo de la población aledaña me-
existido una transformación significativa en lo diante la reducción de los salarios y del empleo.
que respecta a la cotidianidad del trabajo. La Los bienes consumidos por las familias son
organización sindical no ha crecido en estos mayoritariamente importados. Esto explica
años; por el contrario, existe un proceso de de- que buena parte del empleo generado (20%)
terioro y ataque a las organizaciones que han corresponda al sector comercial y no al manu-
logrado sostenerse a pesar del vendaval neolib- facturero. Sin impulso a la industria nacional,
eral. es difícil que esta se desarrolle.
La migración profundiza las diferencias pa-
triarcales que marcan la división sexual del Producción (…P…)
trabajo. Las mujeres trabajan muchas más
horas a la semana que los hombres, reciben Un análisis de la producción de valores de uso
salarios menores en promedio y el porcentaje de la sociedad resulta importante para carac-
de sus labores no remuneradas es mayor. Las terizar la matriz productiva.
más afectadas por esta situación son las mu- Según datos del Banco Central, la industria
jeres del sector rural, quienes trabajan 22 horas manufacturera, que creció a un ritmo de 3,53%
más que los hombres del sector rural y 7 ho- anual entre 1999 y 2006, ha crecido en el perío-
ras más que las mujeres urbanas (INEC, 2007). do de Correa (2007-2010) un 4,55% promedio
Además, considerando los ingresos promedio anual, lo que no es suficiente para hablar de un
mensuales, a nivel nacional los hombres ganan proceso de industrialización por sustitución
61 dólares más que las mujeres, en la Sierra 69 de importaciones (ISI), considerando que en
dólares más, en la Costa 44 y en la Amazonía el franco proceso de aplicación del modelo ISI
55. El principal modo de valorización del capi- en Ecuador, entre 1972 y 1982, la manufactura
tal a partir del trabajo femenino constituye el creció a un ritmo de 9,1% anual (Larrea, 2006:
no reconocimiento del valor económico del 87).
trabajo reproductivo y de cuidado. A las mu- Por otro lado, durante el actual período de Go-
jeres urbanas no se les remunera el 43% de su bierno los sectores primarios medidos en tér-
trabajo y a las mujeres rurales no se les remu- minos constantes crecen a un ritmo menor que
nera el 58% de su trabajo. en el período anterior, pero en términos cor-
Los sectores que generan mayor empleo no co- rientes (con el efecto precio incluido) tienen
inciden con aquellos que se consideran como tasas de crecimiento realmente importantes.
ejes de acumulación. Solo el 1% de los traba- Además, la reducción del ritmo de crecimiento
jadores del país están empleados en la explo- de los volúmenes de producción en los sectores
tación de minas y petróleos. La agricultura primarios no ha afectado al ingreso nacional,
sigue siendo el sector que más empleos genera

6 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE


debido a que el decrecimiento del ritmo pro- tración es cada vez mayor.
ductivo es proporcionalmente menor al crec- Es probable que la creciente monopolización
imiento de los precios internacionales de estos del comercio minorista y el encadenamiento
bienes. monopsónico de sus proveedores generen
En este sentido, las nuevas rondas petroleras un doble efecto negativo para la llamada
buscan incrementar el volumen de extracción economía popular y solidaria. Los pequeños
de crudo y probablemente este crecimiento sea comerciantes barriales o informales que ven
muy importante. El efecto que esto pueda ten- reducido su mercado adoptan como estrate-
er sobre la economía nacional dependerá del gia de ventas un mayor acercamiento del pro-
precio internacional del petróleo. ducto al consumidor (en el asiento del bus, en
En el sector agrícola, la caída de la tasa de crec- los lugares de trabajo, en la calle, en el barrio),
imiento se debe a un proceso de recomposición y en este proceso alimentan marginalmente
del uso de los recursos agrícolas. Cada vez se la propia economía de sus competidores, los
privilegia más la producción de valores de uso oligopsonios del comercio minorista, pues los
agroindustriales o destinados al mercado ex- convierten en sus principales proveedores.
terno, en contraposición a la tradicional pro- Con respecto al sector externo, las importa-
ducción campesina destinada a satisfacer las ciones han crecido de manera sostenida du-
necesidades alimenticias del mercado interno. rante la última década por sobre las exporta-
Los recursos agrícolas (tierra, mano de obra) ciones totales del país. Este crecimiento está
se han trasladado en los últimos años hacia relacionado con un incremento del ingreso
la producción bajo contrato comandada por nacional y del consumo. La expansión de la
la empresa agrícola. Esto es el resultado del demanda nacional no puede ser solventada
abandono histórico de la producción agrícola por un aparato productivo netamente prima-
campesina por parte del Estado, y de la trans- rio, por lo que las importaciones crecen para
ferencia de valor campo-ciudad vía intermedi- satisfacer la demanda de productos industri-
ación, que dejaron a la economía campesina alizados.
pauperizada y sin alternativas. El resultado de esta condición particular es
una balanza comercial deficitaria. La brecha
Mercados y excedente durante los años 2009 y 2010 ha sido impor-
tante y mayor al promedio de la última década.
comercial (M’-) En 2011 se observó una disminución del déficit
comercial, pero de ninguna manera representa
La intermediación permite la transferencia de una resolución de la tendencia sistémica al
valor de unos sectores a otros con base en el déficit resultante de la propia matriz produc-
mayor poder de mercado de los comerciantes tiva primario-exportadora.
oligopsónicos u oligopólicos. Esto es muy im-
portante en el sector agrícola, en relación a la
concentración de recursos productivos (tierra Acumulación de capital y
y agua) y a las cadenas de comercialización fi nanciación del proceso
(capital de almacenamiento, información y re- reproductivo (D’)
des sociales).
Aparte de las redes oligopsónicas que con- La expansión del mercado interno (principal-
trolan los mercados agrícolas en las locali- mente dado por las clases medias urbanas) ha
dades más importantes para el abastecimiento propiciado un incremento importante de la
interno de alimentos, el crecimiento del sector masa y la tasa de ganancia de varios sectores
comercial en las ciudades se debe a históricas como la construcción, los importadores, el
ventajas y apoyos al sector importador y a cier- comercio minorista, los restaurantes y otros
tos consorcios especializados en el comercio servicios. Otro factor que incide en las altas
minorista. En esta última actividad, la concen-

INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE | 7


PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

ganancias del sector privado es el incremento E l E stado


de los precios internacionales de los productos
primarios. De hecho, el incremento de los in- El presupuesto del Estado ha crecido signifi-
gresos por estos rubros incide indirectamente cativamente año a año. Es de reconocer que la
en la expansión de la demanda interna. Final- eficiencia de gasto es alta, la brecha entre pre-
mente, el incremento de los ingresos petroleros supuesto asignado y ejecutado se ha reducido
también propicia una mayor inversión pública notablemente (Ministerio de Finanzas, 2003-
en beneficio del sector privado, que viene dada 2011). Sin embargo, los beneficiarios del gasto
por una serie de obras de infraestructura que público no han cambiado de manera significa-
mejoran la productividad empresarial y redu- tiva. Son principalmente los sectores empre-
cen sus costos, favoreciendo así a un incre- sariales más grandes los mayores beneficiarios
mento de sus ganancias. de las obras e inversiones del Estado. Las in-
La acumulación de una porción de la ganancia, versiones del Estado se orientan a preparar las
en tanto representación histórica de la plus- condiciones para el despegue de la minería, el
valía, se concreta en procesos de acumulación crecimiento de la producción petrolera, y en
de capital, lo que implica que ese incremento general a fomentar las actividades extractivas.
de la masa de ganancia beneficia de manera El gasto social no tiene un carácter redistrib-
determinante a un grupo minoritario de la so- utivo, sino paliativo. Implica, en el marco del
ciedad. En el Ecuador, a nivel urbano la brecha patrón de reproducción, un mecanismo para
más grande se puede observar entre el grupo la contención social; funciona como un col-
con mayores ingresos y el resto de grupos po- chón frente a la explotación laboral, la mayor
blacionales, lo que es un indicio del alto grado carga tributaria sobre los sectores populares y
de concentración de la economía. Es prob- el encarecimiento paulatino de las condiciones
able que a nivel rural las brechas sean incluso de vida. El modelo de gasto social no escapa
mayores. del esquema propuesto por los organismos
Los ingresos promedio del decil con más altos internacionales durante la época neoliberal.
ingresos (decil 10) son muy superiores al resto Se focaliza la pobreza y es notoria la ausen-
de deciles poblacionales. La desigualdad con cia de estrategias para propiciar el desarrollo
respecto al decil 10 ha crecido en la última dé- productivo de los sectores más deprimidos.
cada en todos los otros grupos poblacionales, Se desconoce las causales históricas de la po-
no solo porque el ingreso promedio del decil 10 breza, no se ataca la raíz y se pretende paliar
se ha incrementado, sino porque los ingresos solo los efectos.
promedio del resto de deciles han disminuido. Los sectores populares no son vistos como su-
Los más ricos tienen un ingreso promedio que jetos productivos sino como objetos de aten-
es 2590% mayor que el ingreso del decil más ción social. Esto explica que el gasto social no
bajo (decil 1). se oriente a crear las bases y condiciones para
A fin de aportar a la observación de los procesos la economía popular y solidaria o las finanzas
de concentración patrimonial, se sostiene la públicas. Los bancos del Estado privilegian a
hipótesis de que los grupos económicos que los medianos y grandes productores.
surgieron y se consolidaron durante la época Patrón de reproducción y sumak kawsay
neoliberal se han beneficiado ampliamente de En las condiciones descritas para el patrón
este nuevo período económico. Más allá de la de reproducción en el Ecuador, los pequeños
regulación estatal y de la mayor recaudación y medianos productores relacionados al su-
de impuestos, sus ganancias no se han visto mak kawsay son vistos como agentes pasivos,
afectadas; al contrario, los grupos económicos merecedores de asistencia social y no como su-
ya existentes logran consolidar su poderío en jetos de inversión productiva.
nuevos sectores económicos, aprovechando La economía popular y solidaria se convierte
las oportunidades abiertas desde el Estado. en una «economía para pobres» si es que no

8 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE


existe redistribución del capital sin carga fi- ticen el derecho a la alimentación para toda la
nanciera de por medio. El crédito no logra ser población, con base en la pequeña y mediana
una solución para la economía popular, no producción, respetando sus propias culturas
solo por los límites de acceso al mismo, sino y la diversidad de los modos campesinos, pes-
por la carga que exige en términos de inter- queros e indígenas de producción agropec-
eses, difícilmente resarcibles en el marco de uaria, de comercialización y de gestión de los
ingresos limitados (Carrión, 2009). Si es cierto espacios rurales, en los cuales la mujer desem-
que las ganancias están en proporción directa peña un papel fundamental» (Foro Mundial
con la inversión realizada, se entenderá que la sobre Soberanía Alimentaria, 2001).
economía popular y solidaria no tiene posibili- Se trata por tanto de estudiar los elementos que
dades de superar la pobreza debido a la amplia permiten a la población gozar de una alimen-
concentración de la riqueza y la imposibilidad tación suficiente, sana y de calidad. Para esto,
para sus agentes de invertir más. Otro límite es necesario diferenciar y evaluar los distintos
importante, que destina al fracaso a estos modelos de producción agropecuaria que con-
emprendimientos populares y comunitarios, viven en el país, desde la pequeña economía fa-
es el alto control de mercado de los sectores miliar campesina hasta la gran agroindustria.
económicos medianos y grandes. La economía Aunque se acuse de baja productividad a la pro-
popular y solidaria tiene que competir en des- ducción campesina, pocos pueden desconocer
ventaja productiva, de inversión, pero también que sus productos son más sanos, generan
de mercado, pues estos están diseñados para mayor empleo y menor impacto ambiental
beneficiar solo a los agentes más poderosos de que la producción agrícola empresarial. De ahí
carácter oligopólico u oligopsónico. que la soberanía alimentaria demanda nuevos
Las finanzas populares, por su lado, se han parámetros para la medición de la productivi-
convertido en boyantes empresas capitalistas dad, más allá del cálculo costo‐beneficio. Se
que, lejos de representar un apoyo comuni- requiere medir el impacto social y ecológico.
tario para sacar adelante a los pequeños pro- Se entiende que los medianos y pequeños
ductores artesanales, manufactureros o camp- campesinos son en este sentido más eficientes,
esinos, representan una fuerza económica de y de allí la insistencia por un modelo que los
extracción de valor que complica las posibili- privilegie como agentes del desarrollo. La via-
dades de desarrollo. La expansión del crédito bilidad de los pequeños y medianos campes-
de consumo en sectores empobrecidos de la inos va a depender de la redistribución de los
población presiona para la autoexplotación principales activos productivos para el mundo
laboral, pero en el largo plazo podría represen- rural: el agua, la tierra y el capital.
tar riesgos importantes para la estabilidad fi- Existe una alta concentración de estos recur-
nanciera de las instituciones de crédito. sos históricamente en el país, que determinan
Sin redistribución de la riqueza y control efec- la vulnerabilidad de los actores desposeídos en
tivo de los mercados oligopólicos, la economía el campo. La posición del Gobierno frente a la
popular y solidaria, y la soberanía alimentaria, Ley de Aguas y la Ley de Tierras y Territorios
se ponen seriamente en cuestión. muestra poca voluntad redistributiva, y le apu-
Para finalizar, no es posible hablar del sumak esta más al mercado como ente regulador de
kawsay sin abordar el tema de la soberanía la propiedad; lo que genera pocas expectativas
alimentaria. Se propone trabajar este aspecto sobre la posibilidad de tener avances significa-
desde la definición del Foro Mundial de Sober- tivos en términos de soberanía alimentaria.
anía Alimentaria: Al contrario, el Gobierno no para de apoyar los
Soberanía Alimentaria es «(…) el derecho de intereses de la gran empresa agrícola con los
los pueblos a definir sus propias políticas y costos «colaterales» que esta tiene en relación
estrategias sustentables de producción, dis- al ambiente, el entorno social y la creciente ar-
tribución y consumo de alimentos que garan- tificialidad de la producción agrícola.

INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE | 9


PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

C onclusiones económica del país, cuyos efectos se distribu-


yen de manera desigual.
La inequidad en el país es muy grande, mien-
El análisis del patrón de reproducción del capi-
tras que la concentración patrimonial muestra
tal en el Ecuador muestra en términos gener-
que los grupos económicos consolidados en la
ales que el discurso del sumak kawsay no pasa
época neoliberal han sido enormemente be-
de ser un ropaje ideológico que oculta y justifi-
neficiados por la política gubernamental y por
ca el proceso de expansión capitalista aupado
la situación coyuntural de altos ingresos para
desde el Estado y aprovechado (irónicamente a
el país.
regañadientes) por el sector privado nacional y
La eficiencia económica (entiéndase capaci-
transnacional.
dad de expansión capitalista) determina, en
En seis años no existen indicios ni gestos efec-
buena medida, los amigos y enemigos de la
tivos de una transformación de la matriz pro-
Revolución Ciudadana.
ductiva; más bien se ha fortalecido el apalan-
Parte del poder del actual Gobierno se basa
camiento de los sectores primarios y aquellas
en las teorías empresariales del estado de
industrias relacionadas con ellos, con una
excepción: un estado de emergencia perma-
fuerte participación del Estado.
nente generado por cualquier causa, que ge-
La valorización del capital primario pasa por
nera vulnerabilidad en los agentes afectados
la sobreexplotación de buena parte de los tra-
o llamados a la acción, quienes reaccionan sin
bajadores de otros sectores económicos difer-
muchos elementos críticos cumpliendo la vo-
entes al petróleo. La agroindustria, el com-
luntad del soberano. La «lucha» contra la par-
ercio, los servicios, son sectores donde los
tidocracia, la oligarquía, la prensa, la banca;
trabajadores reciben ingresos per cápita muy
las «amenazas» del espionaje transnacional,
por debajo del costo de la canasta básica.
los gobiernos antagónicos; la izquierda infan-
En general, las mujeres son las más afectadas
til, los indios, la izquierda radical; todos son
por el patrón de reproducción primario y la
buenos candidatos para convertirse en el en-
concentración que genera: jornadas laborales
emigo de turno, amenazante, malvado, al cual
extenuantes, sueldos en promedio inferiores
el Gobierno combatirá. El estado de excepción
y discriminación son solo algunas de las con-
permite aprobar leyes controvertidas, afectar
secuencias nefastas de la migración y la in-
los intereses populares, implantar la voluntad
serción de las mujeres al mercado laboral en
tecnocrática sin permitir la reacción de la so-
desigualdad de condiciones.
ciedad (Bauman, 2007: 129), coartando el sano
Todo apunta a mantener la debilidad del mer-
contrapunto de opiniones o la expresión or-
cado interno, lo que se convierte en un impor-
ganizada del pueblo que debería primar en un
tante obstáculo para la industria de consumo
ambiente democrático.
masivo. Los altos niveles de consumo son
parte del estilo de vida de una minoría —las
clases altas y medias urbanas, con orientación
a preferir la producción externa—, lo que con-
figura una base muy débil para el desarrollo in-
dustrial territorializado.
El control oligopsónico de los mercados es otra
forma importante de extracción de valor en
beneficio de las élites, pero se visualiza además
una alta concentración y control de los medios
de producción industrial y agrícola. Esto gen-
era islas de ingreso elevado que propician el
incremento de las importaciones gracias a los
crecientes ingresos derivados de la bonanza

10 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE


B ibliografía Moreano, A. (1995). «Capitalismo y lucha de
clases en la primera mitad del siglo XX». En
B. y otros, y LIBRESA (eds.), Ecuador. Pasado
Osorio, J. (2006). «¿Por qué hablar de Patrón de y presente. Quito, Ecuador: LIBRESA.
reproducción del capital?». En Oikos, No. 21: Marini, R. M. (1991). Dialéctica de la depend-
149-186. encia, decimoprimera edición. México D.F.:
Acosta, A. (1995). Breve historia económica del Ediciones Era.
Ecuador. Quito, Ecuador: Corporación Editora Orozco, M. (2013). Una política sin rumbo: El
Nacional. caso del sector petrolero ecuatoriano 2005-
El Comercio. (26.09.2012). «Nuevo plan para 2010. Quito: FLACSO-Ecuador.
cambiar el aparato productivo del país», Boix, V. (2011). «Acaparamiento de tierras,
edición electrónica. Quito, Pichincha, Ecuador. nuevo término para la enciclopedia de la in-
Dussel, E. (1994). El encubrimiento del Otro. dignación». En La linea de fuego.
Hacia el origen del mito de la modernidad, ter- INEC (2007). La nueva estructura conceptual
cera edición. Quito, Ecuador: Ediciones Abya de la encuesta de empleo del INEC. Quito:
Yala. Instituto Nacional de Estadísticas y Censos
Larrea, C. (2006). Hacia una historia ecológica (INEC).
del Ecuador. Propuesta para el debate. Quito: Vaillant, M. (2007). Mosaico Agrario. Diversi-
Coorporación Editora Nacional, Universidad dades y antagonismos socio-económicos en
Andina Simón Bolívar, Eco Ciencia. el campo ecuatoriano. Quito, Ecuador: SIPAE,
Bauman, Z. (2007). Vida de Consumo. Buenos IRD, IFEA.
Aires, Argentina: Fondo de Cultura Económica El Mercurio (05.11.2009). «El discurso pro
de Argentina S.A. minero de Correa reenciende los ánimos».
Carrión, D., y Herrera, S. (2012). Ecuador rural Carrión, D. (2009). Microfinanzas en la zona
del siglo XXI. Soberanía alientaria, inversión occidental de Tungurahua: un estudio com-
pública y política agraria. Quito, Ecuador: In- parativo. Universidad Andina Simón Bolivar-
stituto de Estudios Ecuatorianos, Fundación RIMISP. Quito
Rosa Luxemburgo, OXFAM, CDES, FIAN,
CRECE.
Rülh, C. (2012). La energía en el 2011, altera-
ciones y continuidad. Londres: BP Statistical
Review of Word Energy.
Berry, A., y North, L. (2011). «Los beneficios de
la pequeña propiedad en el campo». En http://
lalineadefuego.info/author/gerardcoffey .
Machado, D. (12.02.2012). «Las élites económi-
cas: los verdaderos beneficiarios del gobierno
de Rafael Correa». En Argenpress.info: http://
www.argenpress.info/2012/02/las-elites-eco-
nomicas-los-verdaderos.html
Revista Ekos Negocios (2012). «Los colosos de
la economía nacional». En Revista Ekos Nego-
cios .
Marx, C. ([1867] 1973). El Capital. Crítica de la
economía política, Vol. 1. La Habana, Cuba: In-
stituto Cubano del Libro.
Foucault, M. (1976). Genealogía del racismo.
La Plata, Argentina: Caronte Ensayos.

INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE | 11


PATRÓN DE REPRODUCCIÓN DEL CAPITAL EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA

12 | INDUSTRIAS EXTRACTIVAS Y MODELO DE ACUMULACIÓN EN EL ECUADOR – ELEMENTOS PARA EL DEBATE