Está en la página 1de 6

a corrección por velocidad de aproximación puede hacerse de un modo

similar al que se hizo

con la fórmula de Francis.

El vertedero Cipolletti se usa en mediciones de campo, en distribución de


aguas y otros sistemas compatibles con la aproximación de este vertedero.
No se recomienda su uso en laboratorios o en mediciones de precisión. Si
se cumplen las condiciones de instalación el

error puede ser 5 %.
9.7 Condiciones para la instalación y operación


de vertederos
Los vertederos instalados para medir caudales deben reunir una serie de
condiciones indispensables para garantizar su confiabilidad. Entre ellas
están las siguientes

1.
Elprimerymásimportantepuntoparaunabuenayconfiablemedicióndecaudales
con un vertedero es la apropiada selección del tipo de vertedero. Así por
ejemplo, un vertedero triangular es muy indicado para medir caudales
pequeños (puesto que en ellos el caudal depende de la potencia 5/2 de la
carga). En cambio, para medir caudales relativamente altos, un vertedero
rectangular sin contracciones podría ser el más indicado. Más adelante se
señala los errores que se pueden producir en el cálculo del caudal como
consecuencia de un error en la medición de la carga.

485

Hidráulica de tuberías y canales Arturo Rocha

2.Luegovienelacorrectaseleccióndelafórmula.Paracadatipodevertederosexist
en numerosas fórmulas de origen experimental. Cada una de ellas
tiene un rango de aplicación. Mientras estemos dentro de esos rangos
se puede tener una alta aproximación en la medición de caudales. Si
estamos fuera de los rangos de experimentación, la confiabilidad del
resultado es dudosa. 


3.Paraunvertederorectangularconcontraccionesexistenciertasrecomendacio
nes de carácter general, además de las que pueden originarse en
cada fórmula, las que aparecen en la Figura 9.15, debida a G. E.
Russell, y que es producto de la recomendación de varios
investigadores. 


>3H L>3H >3H P>3H

Figura 9.15 Valores orientativos de las mínimas distancias a tenerse en


cuenta para instalar un vertedero rectangular con contracciones.

Se observa que la longitud L del vertedero, el umbral P y la distancia a las


paredes del canal debe ser por lo menos igual al triple de la máxima carga
sobre el vertedero. En estas condiciones la velocidad de aproximación será
despreciable.
4. Enlosvertederosenpareddelgadalacrestadebeseraguda,rectayhorizontal.El
vertedero debe colocarse normalmente a la dirección de las líneas de
corriente.

Para efectos de una buena conservación se recomienda que la cresta sea


de bronce.

El vertedero debe colocarse perfectamente vertical y su cara de aguas


arriba debe mantenerse lisa.

El vertedero debe instalarse en un tramo recto, que lo sea en una longitud


no inferior a 10 veces la longitud L de la cresta del vertedero.

486

Capítulo IX Vertederos

5.La altura del umbral P no debe ser inferior a 0,30 m ni a 3 veces la


máxima carga sobre el vertedero. 


6.La velocidad de aproximación debe mantenerse pequeña. La sección


transversal delcanaldeaproximación
BHPdebeserporlomenosiguala6,omejor 8 veces, la sección
de la napa vertiente LH . 


7.Debetomarselasmedidaspertinentesparaquelanapavertientequedeperfecta
mente aireada. En todo su contorno la presión debe ser igual a la
atmosférica. Si fuese necesario, debe instalarse dispositivos de
aireación. 

8.Si las condiciones de aproximación del flujo no son tranquilas debe
colocarse elementos disipadores de energía, es decir
tranquilizadores, como pantallas, ladrillos huecos, mallas, etc. 


9.La carga debe medirse cuidadosamente, fuera del agua en movimiento,


mediante una toma adecuada (principio de vasos comunicantes), a
una distancia de aproximadamente cuatro veces la carga (4H ) de
modo que no haya influencia del movimiento rápidamente variado que
se origina sobre la cresta del vertedero. Tampoco se debe medir la
carga a mayor distancia del vertedero, porque entonces aparecería la
influencia debida a la pendiente de la superficie libre del canal. 


10. Las condiciones de aguas abajo (nivel del agua) deben ser tales que
no influyan en la napa. 


11. Los vertederos de dimensiones especiales, que no cumplen las


condiciones antes señaladas, deben ser cuidadosamente calibrados.

9.8 Vertederos en pared gruesa (o de cresta ancha)


En la Figura 9.16 aparece un vertedero de cresta ancha en el que la
longitud de la cresta,

plana y horizontal, es b . El vertedero es de descarga libre, es decir, no


influenciado por las condiciones de aguas abajo.

Para que el vertedero se comporte como de pared gruesa es necesario que


el espesor b de la cresta sea mayor que los dos terceras partes de la carga

2
b  H
3
(9-25)

puesto que si no se cumple esta condición el vertedero podría ser de pared


delgada (ver Figura 9.4) o de pared intermedia.

487
Hidráulica de tuberías y canales Arturo Rocha

V02 2g

V 2g
2

y=y c

Figura 9.16 Perfil característico de un vertedero en pared gruesa


Se considera que la longitud máxima de b debe estar alrededor de 15H

En el vertedero en pared gruesa mostrado en la Figura 9.16 se aprecia el
perfil característico
2
delasuperficielibre.Laenergíaespecíficaaguasarribaes HV0
2g,laquedebeser igual a la energía sobre la cresta, suponiendo que no haya
fricción ni pérdidas de carga y que

el coeficiente α de Coriolis sea igual a 1. Por lo tanto, V2 V2


H y

0
 2g 2g

siendo V la velocidad media del flujo sobre la cresta. De la última ecuación


se obtiene que la velocidad media sobre la cresta es

V2V2gH0 −y

2g 
Aguas arriba del vertedero se ha considerado que el flujo es subcrítico ( F
1). En la sección correspondiente a la caída, al final de la cresta, se
produce un flujo supercrítico F 1. En algún lugar intermedio, como el
mostrado se produce un flujo crítico.