Está en la página 1de 17

EJERCICIO DE LA PROFESIÓN EN LA ADMINISTRACIÓN PRIVADA Y PÚBLICA

1.- ADMINISTRACIÓN PUBLICA Y PRIVADA:

La Administración Pública es una rama dentro del campo más amplio de la Administración.
Pudiéramos decir que la Administración Pública es una especie mientras que la administración es
un género.

Administrar es manejar o dirigir; de tal manera que, administración significa la dirección de


asuntos.

Así, Administración Pública es conducir los asuntos del gobierno en todos los niveles,
Nacional, Estadal, Municipal. O también pudiéramos definirla como: un conjunto de poderes,
organización personal y métodos que se ocupa de realizar la voluntad del Estado.

En este sentido, la dirección de toda actividad ajena a esta clasificación, como son las de las
Personas Jurídicas o Naturales tales como las compañías anónimas y demás funciones corresponden
al campo de la Administración Privada.

La administración privada, es un sistema que se preocupa de la organización del personal y


los métodos relacionados con la consecución de objetivos empresariales y la obtención de márgenes
adecuados de rentabilidad.

En el caso de los Ingenieros la ley de ejercicio de la ingeniería, la arquitectura y profesiones


afines en su Artículo 13 establece: Los profesionales a que se refiere esta Ley que desempeñen
cargos nacionales, estadales o municipales, no podrán ejercer actividades profesionales particulares
en el territorio de su jurisdicción ni tener vinculaciones con intereses comerciales, cuando dichas
actividades o vinculaciones estén relacionadas con las funciones propias de los cargos que
desempeñan. Del cual podemos inferir que los ingenieros pueden desempeñas funciones en la
Administración Privada siempre y cuando no se encuentre ejerciendo funciones en la
Administración Pública.

2.- LEY ORGÁNICA DEL TRABAJO:

Base Constitucional:

La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela de 1.999, enuncia los principios y


metas del Estado Venezolano en relación con el trabajo. Declara el derecho al trabajo de todo
ciudadano, así como el deber de procurarle colocación que le proporcione una subsistencia digna y
decorosa (Art. 87 C.N.); la duración máxima de la jornada diurna (8 horas diarias y 44 semanales) y
nocturnas (7 horas diarias y 35 semanales); el descanso semanal obligatorio y las vacaciones
pagadas de conformidad con la Ley (Art. 90 C.N.).

Deja la Constitución a la Ley la previsión de medios conducentes a la obtención de un salario


suficiente (Art. 91 C.N), el cual, con las prestaciones sociales y los intereses de mora en su pago,
declara deudas de valor (Art. 92 C.N.); a garantizar igual salario para igual trabajo, sin discriminación
alguna; a fijar la participación que debe corresponder a los trabajadores en los beneficios de las
empresas, y a proteger el salario y las prestaciones sociales con la inembargabilidad en la proporción
y casos que señale, y con los privilegios y garantías que ella misma establezca.

Como novedades digna de mención el texto constitucional predica la prohibición de obligar


al trabajador a laborar horas extra-ordinarias (Art. 90 C.N.); la intangibilidad y progresividad de los
derechos y beneficios laborales (Art. 89 C.N.), y la alternabilidad de los dirigentes sindicales
mediante el sufragio universal, directo y secreto para el ejercicio de la democracia sindical. La norma
constitucional declara, además, la obligación de los miembros de directivas y representantes
sindicales de hacer declaración jurada de sus bienes (Art. 95 C.N.).

A diferencia de la Constitución de 1.961, la nueva Constitución reconoce explícitamente el


derecho de trabajadores del sector público a la negociación y celebración de convenciones
colectivas de trabajo.

La Ley Orgánica del Trabajo, fue promulgada en Gaceta Oficial Extraordinaria Nº 5.152, de
fecha 19 de junio de 1.997, y entres sus características más importante podemos reseñar las
siguientes:

 1.- Territorialidad:

Artículo 15. Estarán sujetas a las disposiciones de esta Ley todas las empresas, establecimientos,
explotaciones y faenas, sean de carácter público o privado, existentes o que se establezcan en el
territorio de la República, y en general, toda prestación de servicios personales donde haya patronos
y trabajadores, sea cual fuere la forma que adopte, salvo las excepciones expresamente establecidas
por esta Ley.

Este principio de la territorialidad se traduce en que las situaciones jurídicas derivadas de la


ejecución del contrato de trabajo se rigen por la ley del lugar donde la actividad se realiza, cualquiera
que sea el lugar de la celebración del vínculo contractual. Como excepción a este principio las
disposiciones de la legislación venezolana se aplicarán igualmente a la prestación de servicios de
venezolanos fuera de nuestro país pero convenida con él.

 2.- Irrenunciabilidad:

La irrenunciabilidad es más exacta si se entiende como prohibición del trabajador de desistir


de la titularidad de un derecho mediante pacto, expreso o táctico con el patrono. De tal suerte que
por ejemplo no podría un trabajador convenir con su empleador en no sindicalizarse.
La irrenunciabilidad debe entenderse en sentido amplio: no son irrenunciables solo los
derechos del trabajador consagrados por la Ley, sino también los que derivan de los contratos
individuales, de las convenciones colectivas de trabajo y de los laudos arbitrales.

 3.- Gratuidad:

Todos los actos jurídicos, solicitudes y actuaciones, de cualquier especie, administrativo y


judiciales, que se realicen por ante los funcionarios administrativos del Trabajo o antes los
Tribunales del Trabajo, son gratuitos, dichas actuaciones quedan exentas de papel sellado y
estampillas y no causan derechos de emolumentos de ninguna clase.

 4.- Centralización Administrativa y Legislativa:

Ni los Estados, ni las Municipalidades, pueden dictar leyes, ordenanzas ni disposición alguna
sobre el trabajo.

El artículo 12 de la L.O.T (Ley Orgánica del Trabajo) esta fundamentado en el artículo 156,
numeral 36, de la Constitución Nacional, que reserva al PODER PUBLICO NACIONAL competencia
exclusiva para dictar la legislación sobre trabajo, previsión y seguridades sociales.

3.- RELACIÓN DE TRABAJO. EMPLEO Y TIPOS.

 3.1.- EL CONTRATO DE TRABAJO.

3.1.1.- Concepto:

El Artículo 67 de la L.O.T., lo define de la siguiente manera “El contrato de trabajo es aquel


mediante el cual una persona se obliga a prestar servicios a otra bajo su dependencia y mediante
una remuneración”.

Esta definición merece las siguientes observaciones especiales:

1. La remuneración o salario no es la más importante obligación del patrono o empleador, ni


el más trascedente derecho del trabajador. En efecto:

 Los artículos 236 y 237 de la L.O.T. prevén la obligación del patrono de garantizar la salud y
el desarrollo de las facultades físicas y mentales del empleado u obrero, bajo amenaza de
sanción (Art. 633 L.O.T.).
 El artículo 102 de la L.O.T., Parágrafo Único, declara el derecho del trabajador a negarse a
realizar cualquier quehacer que entrañe un peligro inminente y grave para su vida y su salud
(letra b).
 La Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo, contempla
sanciones administrativas y penales en casos de infracción del patrono o de sus
representantes, contra el dispositivo garante de la salud y la vida del trabajador.
 La suficiencia del salario para permitir el sustento del trabajador y de su familia (Art. 138 de
la L.O.T.)

2. Lo que el empleador o patrono contrata no es, estrictamente, un serivicio, una energía, un


esfuerzo, sino una persona física, para que lo desarrolle con su inteligencia su destreza, su
capacidad profesional ese servicio.

3. Ese deber de permanencia física del trabajador a disposición de su patrono es el que


imprime al contrato de trabajo su fisonomía singular frente a otros contratos onerosos,
civiles o mercantiles que implican una obligación de actividad por tres principales razones:

 Porque es la obligación de presencia física del trabajador, que entraña una restricción a su
libertad personal y un riesgo para su salud y su vida, la causa que origina y justifica las
normas de orden público del Derecho del Trabajo.
 Porque la actividad del trabajador, no obstante que constituye el móvil económico
inmediato del patrono, puede ser renunciado por este sin mengua del contrato, si conserva
el poder de disposición de la persona de su dependiente. Observamos que de ordinario, el
control de la actividad del trabajador por parte del empleador es, simplemente un control
de asistencias al trabajo, o como dice el art. 189 de la L.O.T., un poder sobre los movimientos
y el tiempo del trabajador.
 Porque en los supuestos de actividad ilícita (trabajo del menor por debajo de la edad
permitida, por ejemplo), son igualmente exigibles las reglas legales establecidas para la
protección de la persona y del interés del menor (art. 247 de la L.O.T.), es la persona humana
del trabajador y no la actividad que desarrolla el verdadero centro de la atención normativa.

4. La subordinación o dependencia del trabajador como elemento o requisito esencial del


contrato.

Nada explica mejor el celo del legislador en limitar el ejercicio del poder de esa voluntad
ajena sobre una persona libre, que el hecho de que, en esencia, el contrato de trabajo implica un
acto de enajenación del empleado u obrero, en interés del patrono, de su libertad para disponer de
su capacidad técnica, destrezas, actitudes, experiencia y comportamiento moral. En palabras más
exactas, pero más cercanas al art. 189 de la L.O.T., mediante el contrato el empleador se coloca en
la situación jurídica de poder disponer libremente de la libertad y de los movimientos de su operario
durante un tiempo y en un lugar determinados, así como para exigirle específicos deberes morales
de lealtad, diligencia y conducta en el trabajo e incluso, fuera de éste.

5. El contrato de trabajo celebrado entre un patrono o asociación de patrones, y un empleado


u obrero corresponde al que la doctrina y la misma Ley denomina contrato Individual. Y es
en cambio colectivo, el celebrado entre un patrono o una asociación de patronos y un
sindicato o una confederación o confederación de sindicatos (Art. 507 L.O.T.).

3.1.2.- Elementos:

El contrato de trabajo como todos los del derecho común que hemos estudiado requieren
para su existencia de:

 Consentimiento.
 Objeto y Causa.

Consentimiento (capacidad): La Ley Orgánica para la Protección del Niño y del Adolescente,
reconoce a los adolescentes a partir de los 14 años de edad, el derecho de celebrar válidamente
actos, contratos y convenciones colectivas relacionadas con su actividad laboral y económica.

Por su parte el patrono, requiere, para celebrar contratos de trabajo, tener mayoría de edad
o ser emancipado o autorizado por su curador.

Objeto y causa: La actividad, el trabajo, constituye el objeto de la obligación del trabajador.


Las características de este objeto son: Personal, de lo cual deriva que el empleado u obrero no puede
ser sustituido físicamente por otro sin previo consentimiento del patrono. El trabajador tampoco
está obligado a ofrecer un sustituto en caso de impedimento de su parte para prestar sus servicios.

Este carácter personal del servicio suele dar a todo el contrato de trabajo el de intuito
persona, es decir el de ser celebrado en atención a las cualidades propias de quien a de ejecutar la
labor. Así mismo es infungible, carácter que explica que el servicio debe ser prestado en forma
personal y no por un tercero, y que la muerte del trabajador extingue la obligación nacida del
contrato, por no ser transmisible a los herederos. Lícito, es decir conforme a la moral, las buenas
costumbres y la Ley. Subordinado, el trabajador está sujeto a la potestad jurídica del patrono de
dictar reglas de técnica y de conducta en relación con el trabajo, no formuladas por el patrono.
Remunerado, el servicio personal amparado por la Ley del Trabajo no es gratuito, sino que tiene
como causa una remuneración. Por cuenta ajena, la actividad del trabajador se ejecuta en provecho
y bajo el riesgo del patrono.

EMPLEO Y TIPOS:

Hay dos especies de trabajadores: empleados y obreros, según que el predominio del
esfuerzo realizado por cuenta ajena sea, respectivamente intelectual o manual. Cuando el obrero
adquiere conocimientos prácticos por causa de la experiencia, o de entrenamiento especial o
aprendizaje, se denomina obrero calificado (Art. 44 de la L.O.T.).

 Trabajadores de dirección, de confianza e inspección:


Artículo 42. Se entiende por empleado de dirección el que interviene en la toma de decisiones u
orientaciones de la empresa, así como el que tiene el carácter de representante del patrono frente
a otros trabajadores o terceros y puede sustituirlo, en todo o en parte, en sus funciones.

Artículo 45. Se entiende por trabajador de confianza aquel cuya labor implica el conocimiento
personal de secretos industriales o comerciales del patrono, o su participación en la administración
del negocio, o en la supervisión de otros trabajadores.

Artículo 46. Se entiende por trabajador de inspección o vigilancia el que tenga a su cargo la revisión
del trabajo de otros trabajadores o el resguardo y seguridad de bienes.

Todos los empleados de dirección son trabajadores de confianza.

 Trabajadores Domésticos:

Artículo 274. Se entiende por trabajadores domésticos los que prestan sus labores en un hogar o
casa de habitación o a una persona determinada, para su servicio personal o el de su familia, tales
como choferes particulares, camareros, cocineros, jardineros, niñeras, lavanderas, y de otros oficios
de esta misma índole.

Parágrafo Único: Si el trabajador contratado como doméstico labora indistintamente en el hogar del
patrono y en la empresa, establecimiento, explotación o faena que éste administra, será
considerado como trabajador de la empresa.

 Los Conserjes:

Artículo 282. Los conserjes, a saber, los trabajadores que tienen a su cargo la custodia de un
inmueble, la atención, al aseo y el mantenimiento del mismo.

Artículo 283. No se considerarán conserjes los trabajadores que proporcionen únicamente servicios
de vigilancia y custodia de inmuebles, ni quienes realicen labores de atención y limpieza en oficinas
o dependencias particulares o en áreas comunes.

 El trabajo a domicilio:

Artículo 291. Toda persona que en su habitación, con ayuda de miembros de su familia o sin ella,
ejecuta un trabajo remunerado bajo la dependencia de uno o varios patronos pero sin su vigilancia
directa, utilizando materiales y instrumentos propios o suministrados por el patrono o su
representante.

 Deportistas Profesionales:

Artículo 302. Los deportistas que actúen con carácter profesional, mediante una remuneración y
bajo la dependencia de otra persona, empresa o entidad deportiva se considerarán trabajadores.
Igualmente serán considerados deportistas los directores técnicos, entrenadores y preparadores
físicos, cuando presten sus servicios en las condiciones señaladas.
4.- EL SALARIO:

 Concepto: Es la remuneración en dinero, o parcialmente en dinero y especie, que el


trabajador percibe regularmente de su patrono por la labor ordinaria convenida, cuando la
ejecuta efectivamente y en las ocasiones en que, por disposición de la Ley, los contratos o
la costumbre, tiene el derecho de no trabajar.
 Características: La característica esencial del salario está en la naturaleza alimentaria,
personal y familiar de esa prestación. En virtud de ese carácter alimentario, la legislación
venezolana lo declara:

a.- retenible sólo parcialmente por el patrono para el pago de deudas del trabajador (art. 165 de la
L.O.T.).

b.- de cuantía mínima obligatoria (arts. 167 y ss. L.O.T.).

c.- de obligatorio pago, total o parcialmente, en moneda de curso legal (art. 147 de la L.O.T.).

d.- inembargable, si no excede del mínimo legal y sólo parcialmente embargable en el resto de los
casos (art. 162 L.O.T.).

e- Crédito privilegiado sobre los bienes muebles (art. 159 de la L.O.T.) e inmuebles (art. 160 L.O.T.).

El salario deber ser líquido y exigible, es decir, de existencia indiscutida y de importe


determinado, y exigible no sujeto a condición ni a término que obstaculice el ejercicio la acción del
acreedor.

La ley Orgánica del trabajo lo define:

Artículo 133. Se entiende por salario la remuneración, provecho o ventaja, cualquiera fuere su
denominación o método de cálculo, siempre que pueda evaluarse en efectivo, que corresponda al
trabajador por la prestación de su servicio y, entre otros, comprende las comisiones, primas,
gratificaciones, participación en los beneficios o utilidades, sobresueldos, bono vacacional, así como
recargos por días feriados, horas extras o trabajo nocturno, alimentación y vivienda.

Clases de salario:

El artículo 139 L.O.T., hace referencia solo a tres clases de salarios:

 Por unidad de tiempo: cuando se toma en cuenta el trabajo que se realiza en un


determinado lapso, sin usar como medida el resultado del mismo (art. 140 L.O.T.).
 Por unidad de obra, por pieza o por destajo: cuando se toma en cuenta la obra realizada,
sin usar como medida el tiempo empleado para ejecutarla. (art. 141 L.O.T.).
 Por tarea: cuando se toma en cuenta la duración del trabajo, pero con la obligación de dar
un rendimiento determinado dentro de la jornada (art. 142 L.O.T.).
Se incluye además de la tres mencionadas los siguientes:

 Salario a comisión, consiste en un porcentaje sobre las ventas o cobranzas realizadas por el
trabajador (art. 143 L.O.T.).
 Salario por viaje, por distancia, por unidad de carga o por un porcentaje del valor del flete,
de uso en el trabajo de transporte terrestre. (art. 329 L.O.T.).

5. CAUSA DE TERMINACIÓN DE CONTRATO:

Los contratos de trabajo terminan, según la Ley venezolana:

1. Por despido o retiro.

El despido: es el acto jurídico mediante el cual el patrono pone fin justificada o


injustificadamente, al contrato de trabajo.

El retiro: es el acto jurídico por medio del cual el trabajador extingue justificada o
injustificadamente su contrato de trabajo.

Artículo 102. Serán causas justificadas de despido los siguientes hechos del trabajador:

a) Falta de probidad o conducta inmoral en el trabajo;


b) Vías de hecho, salvo en legítima defensa;
c) Injuria o falta grave al respeto y consideración debidos al patrono, a sus representantes o a los
miembros de su familia que vivan con él;
d) Hecho intencional o negligencia grave que afecte a la seguridad o higiene del trabajo;
e) Omisiones o imprudencias que afecten gravemente a la seguridad o higiene del trabajo;
f) Inasistencia injustificada al trabajo durante tres (3) días hábiles en el período de un (1) mes. La
enfermedad del trabajador se considerará causa justificada de inasistencia al trabajo después de
doce meses.
g) Perjuicio material causado intencionalmente o con negligencia grave en las máquinas,
herramientas y útiles de trabajo, mobiliario de la empresa, materias primas o productos elaborados
o en elaboración, plantaciones y otras pertenencias;
h) Revelación de secretos de manufactura, fabricación o procedimiento;
i) Falta grave a las obligaciones que impone la relación de trabajo; y
j) Abandono del trabajo.

 Parágrafo Único: Se entiende por abandono del trabajo:

a) La salida intempestiva e injustificada del trabajador durante las horas de trabajo del sitio de
la faena, sin permiso del patrono o de quien a éste represente;
b) La negativa a trabajar en las faenas a que ha sido destinado, siempre que ellas estén de
acuerdo con el respectivo contrato o con la Ley.
No se considerará abandono del trabajo la negativa del trabajador a realizar una labor que
entrañe un peligro inminente y grave para su vida o su salud; y
c) La falta injustificada de asistencia al trabajo de parte del trabajador que tuviere a su cargo
alguna faena o máquina, cuando esa falta signifique una perturbación en la marcha del resto de
la ejecución de la obra.

Artículo 103. Serán causas justificadas de retiro, los siguientes hechos del patrono, sus
representantes o familiares que vivan con él:

a) Falta de probidad;
b) Cualquier acto inmoral en ofensa al trabajador o a miembros de su familia que vivan con él;
c) Vías de hecho;
d) Injuria o falta grave al respeto y consideración debidos al trabajador o a miembros de su familia
que vivan con él;
e) Omisiones o imprudencias que afecten gravemente a la seguridad o higiene del trabajo;
f) Cualquier acto que constituya falta grave a las obligaciones que le impone la relación de trabajo;
y
g) Cualquier acto constitutivo de un despido indirecto.

 Parágrafo Primero: Se considerará despido indirecto:


a) La exigencia que haga el patrono al trabajador de que realice un trabajo de índole
manifiestamente distinta de la de aquel a que está obligado por el contrato o por la Ley, o que
sea incompatible con la dignidad y capacidad profesional del trabajador, o de que preste sus
servicios en condiciones que acarreen un cambio de su residencia, salvo que en el contrato se
haya convenido lo contrario o la naturaleza del trabajo implique cambios sucesivos de residencia
para el trabajador, o que el cambio sea justificado y no acarree perjuicio a éste;
b) La reducción del salario;
c) El traslado del trabajador a un puesto inferior;
d) El cambio arbitrario del horario de trabajo; y
e) Otros hechos semejantes que alteren las condiciones existentes de trabajo.

 Parágrafo Segundo: No se considerará como despido indirecto:


a) La reposición de un trabajador a su puesto primitivo, cuando sometido a un período de
prueba en un puesto de categoría superior se le restituye a aquél. El período de prueba no podrá
exceder de noventa (90) días;
b) La reposición de un trabajador a su puesto primitivo después de haber estado desempeñando
temporalmente, por tiempo que no exceda de ciento ochenta (180) días, un puesto superior por
falta del titular de dicho puesto; y
c) El traslado temporal de un trabajador, en caso de emergencia, a un puesto inferior, dentro
de su propia ocupación y con su sueldo anterior, por un lapso que no exceda de noventa (90)
días.

2. Por conclusión de la obra o vencimiento del término.


3. Por caso fortuito o fuerza mayor. (Se llama "caso fortuito" a lo que acontece
inesperadamente, o sea, a lo "imprevisible" ejemplo un incendio en una empresa; la
fuerza mayor alude a lo irresistible, es decir lo "inevitable" un terremoto).
4. Por las causas válidamente estipuladas en la Ley y los contratos.
5. Por el mutuo consentimiento.
6. Por las demás causas de extinción de los contratos conforme al derecho común, que sean
aplicables a los contratos de trabajo.

6.- INDEMNIZACIÓN POR SERVICIOS PRESTADOS:

a. Preaviso

Es el acto mediante el cual cualesquiera de las partes involucradas en una relación de


trabajo por tiempo indeterminado, notifica a la otra su deseo de dar por finalizado el vinculo laboral.

La forma de dar el preaviso del patrono al trabajador debe ser por escrito explicando las
causas, y no podrá después invocar otras causas. ART 105. (L.O.T.)

 Preaviso Dado Por El Patrono: Cuando el patrono decide que finalice la relación de trabajo
bien sea por tiempo indeterminado o por despido injustificado, éste tendrá un derecho a
un preaviso según al período de trabajo que haya tenido. ART. 104 (L.O.T.).

 Preaviso Dado Por El Trabajador: De la misma forma si el trabajador decide finalizar la


relación de trabajo bien sea por tiempo indeterminado o por despido voluntario, éste
deberá también dar un preaviso al patrono según sea su período de trabajo. ART. 107
(L.O.T.)

 Omisión legal del preaviso: indemnización sustitutiva.

El preaviso puede ser omitido por cuales quiera de las partes, para las cuales deberán
cumplirse las siguientes normas:

a- Preaviso omitido por el patrono "el preaviso previsto en el Artículo 104 (L.O.T.) puede omitirse
pagando al trabajador una cantidad igual al salario del periodo correspondiente" ART 106 (L.O.T.).
b- Preaviso omitido por el trabajador "el trabajador deberá pagar al patrono como indemnización
una cantidad equivalente al salario que le habría correspondido en el lapso del preaviso" ART 107
(L. O. T.).

 Despido o retiro justificado: indemnización por preaviso.

De acuerdo al Articulo 109 (L. O. T.), cuando el trabajador sea justificadamente despedido
(por algunas de las cosas enumeradas en el Articulo 102 (L.O.T.), aquel deberá pagar al patrono
como indemnización una cantidad equivalente al salario que le habría correspondido por el lapso
del preaviso.

De la misma forma, cuando el trabajador se retire justificadamente (por algunas de las


causas de articulo 103 (L.O.T) el patrono deberá pagar lo correspondiente al preaviso.

 El Preaviso en el Contrato de Trabajo Para Una Obra Determinada Y Por Tiempo


Determinado

Hay que tener en claro que la figura del preaviso que mencionan los Artículos 104 y 107
(L.O.T), sólo se refieren a la relación de trabajo por tiempo indeterminado.

La institución legal del preaviso está fundamentalmente en la contratación individual por


tiempo indeterminado; en los restantes convenios de diferentes tipos es improcedente ya que en
ellos anticipadamente se ha acordado la extinción del contrato.

Sin embargo el Articulo 110 (L.O.T), prevé aquellos casos en que algunas de las partes ponga
fin a la relación de trabajo en este tipo de contrato.

 Omisión del preaviso patronal y la antigüedad.

El párrafo único del Articulo 104 (L.O.T), establece que en caso de ser omitido el preaviso,
el lapso se computa en la antigüedad del trabajador para todos los efectos legales.

b. Revocación del preaviso.

Es importante destacar que cuando cualesquiera de las parte da el preaviso a la otra con la
finalidad que se produzca la terminación del contrato de trabajo, tal preaviso puede ser anulado, si
posteriormente se lleva a cabo la comunicación respectiva si y cuando tal comunicación se realice
antes de la finalización del lapso del preaviso. Esa revocación hace que las condicione del contrato
de trabajo no se alteren, ya que la única finalidad del preaviso, es fijarle feche a la terminación del
contrato de trabajo.

c. VACACIONES:

Es un derecho del trabajador. Según el Artículo 219 (L.O.T.) al trabajador en el primer año
de servicio le corresponden 15 días de disfrutes remunerados y un día adicional por cada año de
servicios.

d. BONO VACACIONAL:
Según el Articulo 223 (L.O.T.), al trabajador en sus vacaciones le corresponde además del
salario correspondiente una bonificación a un mínimo de 7 días de salario mas 1 día adicional por
cada año de servicio.

e. UTILIDADES:

Según el Articulo 174 (L.O.T), las empresas deben distribuir el 15% de los beneficios líquidos
de un ejercicio anual o un ejercicio económico entre sus trabajadores.

f. ANTIGÜEDAD:

De acuerdo al Articulo 108 (L.O.T.), después del 3 mes ininterrumpido de servicio el


trabajador tendrá derecho a la prestación de antigüedad equivalente a 5 días por cada mes y dos
días adicionales a partir del 2 año de servicio.

Los trabajadores bien sean por cumplimento de un contrato o que no exista una firma de
éste, deben gozar de beneficios mientras cumplan con una actividad de servicio a un patrono o
cuando se haya decidido que se dé por terminada la relación de trabajo sin importar que parte de
la relación lo haya decidido (patrono-trabajador o trabajador- patrono). Estos beneficios como :
preaviso, vacaciones, bono vacacional, feriado, utilidad, antigüedad y otros son irrenunciable
aunque haya sido de manera voluntaria por el trabajador según el Articulo 3 de la Ley Orgánica del
Trabajo, siendo ésta la que indica o señala los deberes y derechos que deben cumplirse en una
relación de trabajo. Estos derechos de los trabajadores deben ser cumplidos siempre y cuando el
despido no sea legalmente justificado.

7-. CONCEPTO DE FUNCIONARIO PÚBLICO:

El Artículo 3º de la L.E.F.P., entiende por Funcionario o Funcionaria Público a toda persona


natural que, en virtud de nombramiento expedido por la autoridad competente, se desempeñe en
el ejercicio de una función pública remunerada, con carácter permanente.

La dirección de la función pública en el Poder Ejecutivo Nacional es ejercida por el


Presidente de la República, y en el caso de los Estados y Municipios es ejercida por los Gobernadores
y Alcaldes respectivamente.

Ahora bien la Gestión de la función pública corresponde a:

- El Vicepresidente o Vicepresidenta Ejecutivo.


- Los ministros o ministras.
- Los gobernadores o gobernadoras.
- Los alcaldes o alcaldesas.
- Las máximas autoridades directivas y administrativas de los institutos autónomos nacionales,
estadales y municipales.
En los órganos o entes de la Administración Pública dirigidos por cuerpos colegiados, la
competencia de gestión de la función pública corresponderá a su presidente o presidenta, salvo
cuando la ley u ordenanza que regule el funcionamiento del respectivo órgano o ente le otorgue
esta competencia al cuerpo colegiado que lo dirige o administra.

Por otro lado la ejecución de la gestión de la función pública corresponderá a las oficinas de
recursos humanos de cada órgano o ente de la Administración Pública, las cuales harán cumplir las
directrices, normas y decisiones del órgano de dirección y de los órganos de gestión
correspondientes

8-. INGRESO A LA ADMINISTRACIÓN PÚBLICA:

Contenido en los Artículos 16 y siguientes de la L.E.F.P., que establece:

Artículo 16. Toda persona podrá optar a un cargo en la Administración Pública, sin más limitaciones
que las establecidas por la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y las leyes.

Los aspirantes deberán reunir los siguientes requisitos:

1. Ser venezolano (a)


2. Mayor de dieciocho años de edad.
3. Tener título de educación media diversificada.
4. No estar sujeto o sujeta a interdicción civil o inhabilitación política.
5. No gozar de jubilación o pensión otorgada por algún organismo del Estado, salvo para ejercer
cargos de alto nivel, caso en el cual deberán suspender dicha jubilación o pensión. Se exceptúan de
éste requisito la jubilación o pensión proveniente del desempeño de cargos compatibles.
6. Reunir los requisitos correspondientes al cargo.
7. Cumplir con los procedimientos de ingreso establecidos por la Ley y su Reglamento, si fuere el
caso.
8. Presentar declaración jurada de bienes.
9. Los demás requisitos establecidos en las leyes.

Los funcionarios, antes de tomar posesión de sus cargos, deberán prestar juramento de
cumplir la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, las leyes de la República y los
deberes inherentes al cargo.

Funcionarios de carrera:

Los funcionarios de la Administración Pública serán de carrera: es decir, quienes habiendo


ganado el concurso público, superado el período de prueba y en virtud de nombramiento, presten
servicios remunerado y con carácter permanente.
Funcionarios de libre nombramiento y remoción:

Los funcionarios de la Administración Pública serán de libre nombramiento y remoción, es


decir, aquellos que son nombrados y removidos libremente de sus cargos sin otras limitaciones que
las establecidas en Ley.

Estos Funcionarios podrán ocupar cargos de alto nivel o de confianza.

Cargos de alto nivel:

1. El Vicepresidente o Vicepresidenta Ejecutivo.


2. Los ministros o ministras.
3. Los jefes o jefas de las oficinas nacionales o sus equivalentes.
4. Los comisionados o comisionadas presidenciales.
5. Los viceministros o viceministras.
6. Los directores o directoras generales, directores o directoras y demás funcionarios o funcionarias
de similar jerarquía al servicio de la Presidencia de la República, Vicepresidencia Ejecutiva y
Ministerios.
7. Los miembros de las juntas directivas de los institutos autónomos nacionales.
8. Los directores o directoras generales, directores o directoras y demás funcionarios o funcionarias
de similar jerarquía en los institutos autónomos.
9. Los registradores o registradoras y notarios o notarias públicos.
10. El Secretario o Secretaria General de Gobierno de los estados.
11. Los directores generales sectoriales de las gobernaciones, los directores de las alcaldías y otros
cargos de la misma jerarquía.
12. Las máximas autoridades de los institutos autónomos estadales y municipales, así como sus
directores o directoras y funcionarios o funcionarias de similar jerarquía.

Cargos de confianza:

Los cargos de confianza serán aquellos cuyas funciones requieren un alto grado de
confidencialidad en los despachos de las máximas autoridades de la Administración Pública, de los
viceministros o viceministras, de los directores o directoras generales y de los directores o directoras
o sus equivalentes. También se considerarán cargos de confianza aquellos cuyas funciones
comprendan principalmente actividades de seguridad del estado, de fiscalización e inspección,
rentas, aduanas, control de extranjeros y fronteras, sin perjuicio de lo establecido en la ley.

9-. DEBERES Y DERECHOS DE LOS FUNCIONARIOS:

Contenidos en el Capítulo II y III, IV, de la Ley, Artículo 22 y siguientes de la Ley.


- Derecho a la información: Tendrá derecho, al incorporarse al cargo, a ser informado por su superior
inmediato acerca de los fines, organización y funcionamiento de la unidad administrativa
correspondiente y de las atribuciones, deberes y responsabilidades que le incumben.

- Derecho a percibir un sueldo: Tendrán derecho a percibir las remuneraciones correspondientes al


cargo que desempeñen de conformidad con lo establecido la Ley y sus reglamentos.

- Derecho a una vacación anual y bono vacacional: Tendrán derecho a disfrutar de una vacación
anual de 15 días hábiles durante el primer quinquenio de servicios, de 18 días hábiles durante el
segundo quinquenio; de 21 hábiles durante el tercer quinquenio y de 25 días hábiles a partir del
decimosexto año de servicio. Asimismo, de una bonificación anual de cuarenta días de sueldo.

- Derecho a la bonificación de fin de año: Tendrán derecho a disfrutar, por cada año calendario de
servicio activo, dentro del ejercicio fiscal correspondiente, de una bonificación de fin de año
equivalente a un mínimo de 90 días de sueldo integral, sin perjuicio de que pueda aumentarse por
negociación colectiva.

- Derecho a permisos y licencias: Tendrán derecho a los permisos y licencias que se establezcan en
los reglamentos de la Ley, los cuales pueden ser con goce de sueldo o sin él y de carácter obligatorio
o potestativo.

- Derecho a la seguridad social: Los funcionarios públicos nacionales, estadales y municipales,


tendrán derecho a su protección integral a través del sistema de seguridad social en los términos y
condiciones que establezca la ley y los reglamentos que regulan el Sistema de Seguridad Social.

- Derecho a las prestaciones sociales: Gozarán de los mismos beneficios contemplados en la


Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en la Ley Orgánica del Trabajo y su
Reglamento, en lo atinente a la prestación de antigüedad y condiciones para su percepción.

- Las funcionarias públicas en estado de gravidez gozarán de la protección integral a la maternidad


en los términos consagrados en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y en la Ley
Orgánica del Trabajo y su Reglamento.

Derechos Exclusivos de los Funcionarios Públicos de Carrera:

- Estos funcionarios que ocupen cargos de carrera gozarán de estabilidad en el desempeño de sus
cargos, por lo cual sólo podrán ser retirados del servicio por las causales contempladas en la Ley.

- Estos funcionarios de carrera que ocupen cargos de carrera tendrán derecho al ascenso en los
términos previstos en la Ley y sus reglamentos.

- Los funcionarios públicos de carrera, que ocupen cargos de carrera, tendrán el derecho a
organizarse sindicalmente, a la solución pacífica de los conflictos, a la convención colectiva y a la
huelga, de conformidad con lo establecido en la Ley Orgánica del Trabajo y su Reglamento, en
cuanto sea compatible con la índole de los servicios que prestan y con las exigencias de la
Administración Pública. Todos los conflictos a los cuales diere lugar la presente disposición serán
conocidos por los tribunales competentes en lo contencioso administrativo funcionarial.

Deberes y Prohibiciones de los Funcionarios Públicos:

Además de los deberes que impongan las leyes y los reglamentos, los funcionarios públicos
estarán obligados a:

1. Prestar sus servicios personalmente.


2. Acatar las órdenes e instrucciones emanadas de los superiores jerárquicos.
3. Cumplir con el horario de trabajo.
4. Prestar la información necesaria a los particulares en los asuntos y expedientes en que éstos
tengan algún interés legítimo.
5. Guardar en todo momento una conducta decorosa y observar en sus relaciones con sus
superiores, subordinados y con el público toda la consideración y cortesía debidas.
6. Guardar la reserva, discreción y secreto que requieran los asuntos relacionados con las funciones
que tengan atribuidas.
7. Vigilar, conservar y salvaguardar los documentos y bienes de la Administración Pública confiados
a su guarda, uso o administración.
8. Cumplir las actividades de capacitación y perfeccionamiento destinados a mejorar su desempeño.
9. Poner en conocimiento de sus superiores las iniciativas que estimen útiles para la conservación
del patrimonio nacional, el mejoramiento de los servicios y cualesquiera otras que incidan
favorablemente en las actividades a cargo del órgano o ente.
10. Inhibirse del conocimiento de los asuntos cuya competencia esté legalmente atribuida, en los
siguientes casos:
a. Cuando personalmente, o bien su cónyuge, su concubino o concubina o algún pariente
dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad, tuvieren interés en un
asunto.
b. Cuando tuvieren amistad o enemistad manifiesta con cualquiera de las personas
interesadas que intervengan en un asunto.
c. Cuando hubieren intervenido como testigos o peritos en el expediente de cuya resolución
se trate, o como funcionarios públicos hubieren manifestado previamente su opinión en el
mismo, de modo que pudieran prejuzgar la resolución del asunto; o tratándose de un
recurso administrativo, que hubieren resuelto o intervenido en la decisión del acto que se
impugna.
d. Cuando tuvieren relación de subordinación con funcionarios o funcionarias públicos
directamente interesados en el asunto.
El funcionario público de mayor jerarquía en la entidad donde curse un asunto podrá ordenar, de
oficio o a instancia de los interesados, a los funcionarios públicos incursos en las causales señaladas
en este artículo que se abstengan de toda intervención en el procedimiento, designando en el
mismo acto al funcionario o funcionaria que deba continuar conociendo del expediente.
11. Cumplir y hacer cumplir la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, las leyes, los
reglamentos, los instructivos y las órdenes que deban ejecutar.
10-. LEY ORGÁNICA DE PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOS:

La Ley Orgánica de Procedimientos Administrativos (LOPA) contiene una serie de principios


que rigen y conducen la actividad de la Administración Pública. Dentro de estos principios está
configurar los deberes que incumben a los funcionarios públicos y funcionarias públicas. Así pues,
la Administración Pública y por ende los funcionarios que trabajan en ella, tienen el deber de estar
al servicio de los particulares (artículo 5 LOPA), asegurar a los particulares la efectividad de sus
derechos y procedimientos, resolver los asuntos que se le propongan (artículo 6 LOPA.); dar
información a los particulares; atender las reclamaciones, conferir guías informativas sobre los
procedimientos administrativos (artículo 6 numeral 3 LOPA.).

Los funcionarios y las funcionarias de la Administración Pública tienen la obligación de


recibir y atender sin excepción, las representaciones, peticiones y solicitudes, que le formulen los
particulares en la materia de su competencia, ya sea vía fax, telefónica, escrita u oral; así como
responder oportunamente tales solicitudes, independientemente del derecho que tienen los
particulares de ejercer los recursos administrativos o judiciales correspondientes (artículo 9 LOPA.).
En un mismo sentido funcionarios públicos y funcionarias públicas, deben rendir cuenta de los
cargos que desempeñen en los términos y condiciones que determina la ley

También podría gustarte