Está en la página 1de 16

DEMANDA DE INDEMNIZACIÓN POR DAÑOS Y

PERJUICIOS
Expediente Nº:
Escrito Nº: 01
Secretario:
DEMANDA INDEMNIZACIÓN

SEÑOR JUEZ ESPECIALIZADO EN LO CIVIL DE TURNO EN TRUJILLO

1. DEMANDANTE:
JACQUELINE MADELEY OTINIANO PAZ, identificado con D.N.I. Nº 18095747, con domicilio
actual en Cahuide N° 417 Urb. Santa María y domicilio procesal en Av. España Nº 2124, 3er
piso Edificio El Retablo Local del consultorio jurídico de la universidad Nacional de Trujillo,
ambos en la provincia de Trujillo, ante usted con el debido respeto me presento y digo:

2. APERSONAMIENTO Y DATOS DE LA DEMANDADA:


Por mi propio derecho acudo a su Despacho en busca de tutela jurisdiccional efectiva a
través de declarar FUNDADA la presente demanda de indemnización por daños y
perjuicios que dirijo contra NISIRA SYSTEMS S.A.C, domiciliada en la CALLE COCOTEROS N°
163 URB. EL GOLF – VICTOR LARCO HERRERA de esta ciudad de Trujillo donde deberá ser
debidamente notificada para los efectos legales.

3. PETITORIO:
Que acudo por ante vuestro Despacho para interponer la presente demanda aNISIRA
SYSTEMS S.A.C, me indemnice con la suma de S/. 1,200.00 (Mil Doscientos nuevos
soles) por los daños y perjuicios (daño económico, daño a la persona y daño moral)
debiendo pagar –asimismo- los intereses que se devenguen, las costas y costos del
proceso.

4. HECHOS EN QUE SE FUNDA EL PETITORIO:


4.1. ANTECEDENTES:
4.1.1. Es el caso que, con la finalidad de continuar nuestras justas aspiraciones y poder satisfacer
la gran demanda del servicio educativo requerido, optamos por decidir la compra de un
terreno grande y bien ubicado que nos permita desarrollar nuestros proyectos, porque
nuestro prestigio creció de tal manera que vivimos la necesidad de desarrollar de manera
inmediata y efectuar una gran inversión que era la única manera de satisfacer la demanda
ya referida.
4.1.2. Es así que bajo el amparo de la Seguridad Jurídica que otorgan los Registros públicos,
optamos por adquirir, de buena fe y bajo justo título, el terreno que estaba INSCRITO sin
gravamen ni problema alguno, en la ficha PR 031466 del Registro de la Propiedad inmueble
de Trujillo, a nombre de los esposos Carlos Pezantes Méndez y Yolanda Campos Zavaleta,
quienes aparecen registrados como propietarios únicos y exclusivos del Fundo Monserrate
en merito, además, al Plano, memoria descriptiva y Res. Judicial del 02-09-1980 emitida por
el Juez de tierras Pedro Tejada Olortegui.
4.1.3. De lo expuesto cabe concluir que nuestros inmediatos transferentes eran titulares del previo
sub-matera y tenían por tanto plena legitimidad para disponer del bien inmueble y al vez,
nosotros éramos y seguimos siendo adquirientes de buena fe, en base a la publicidad
registral y bajo el amparo de inscripción registral y por tanto, todos los principios y garantías
del derecho registral.
4.1.4. Obviamente tuvimos que comprar bajo la garantía de la fe que otorga el registro, teniendo
en cuanta que la inversión que estábamos. Haciendo era muy grande y que además, el
proyecto a desarrollar era también muy grande por lo que nos rodeamos de las seguridades
y, lo más importante, es que se detectó, bajo publicidad registral, que no había carga, ni
gravamen ni medida judicial o extra judicial que impida la libre adquisición del bien, o parte
de él.
4.1.5. Es así que actuando con diligencia de una persona razonable, la Asociación Civil CREA
adquirió el 19.379844% de acciones y derechos sobre el predio Monserrate, de quien según
el registro pertinente aparece con legitimas facultades para otorgarlo, (la sociedad
conyugal antes mencionada), concretizándose la trasferencia mediante escritura pública
del 15 de octubre del 2004, la misma que fue inscrita en la partida registral 04001613 de
fecha 15 de noviembre del 2004.
4.1.6. Nos convertimos así en propietarios con derecho inscrito, bajo la publicidad y fe registral.
4.1.7. Es el caso que, con posterioridad, y siguiendo religiosamente todos los procedimientos
administrativos y cumpliendo los requisitos legales, efectuando además una gran inversión
en pagos a ingenieros, proyectistas, técnicos, abogados, gastos administrativos, etc, es que
procedimos a la independización de nuestro predio, inscribiendo la primera de dominio del
inmueble como sub Lote – B del predio Monserrate en la Partida Registral 135776, y en la
cual se deja expresa constancia que sus antecedentes dominiales son la ficha PR031466 y
la Partida 04001613 de los Registros Públicos de La Libertad; con lo que se acredita que la
propiedad de mi representada goza de principio de “Tracto Sucesivo”, que es muy
importante ya que de acuerdo a él, no es posible inscribir derecho alguno sin que
previamente se haya inscrito el derecho de transferente u otorgante, En otras palabras, el
principio del tracto sucesivo genera certeza sobre la verosimilitud del derecho real de mi
representada, más aun si se ha actuado sobre el principio de la buena fe que constituye
uno de los pilares sobre el que descansa la seguridad jurídica otorgada por los Registros
Públicos.
4.1.8. Es así que lograda la independización del terreno y por tanto habiendo consolidado nuestra
propiedad, optamos por desarrollar un proyecto de construcción de una gran
infraestructura para nuestro centro educativo, porque, reiteramos, nuestra intención ha sido
y sigue siendo cubrir la fuerte demanda de servicio educativo que tenemos, como hemos
indicado anteriormente.
4.1.9. Dicha construcción ya se encuentra bastante avanzada como demostramos con las
fotografías adjuntas y su existencia, inversión y estado, será verificado por su Despacho en
la inspección judicial que al efecto se realice oportunamente.
4.2. CONCLUSIÓN DE LOS ANTECEDENTES:
4.2.1. Todo lo expuesto, incluso ni requiere ser probado porque la existencia y buen nombre del
Colegio Talentos, es público y notorio, además de ser verificable; por otro lado, la verdad
sobre la adquisición del terreno y la construcción efectuado también es verificable y ello se
acredita con los documentos que se adjuntan y con la inspección que se desarrolle
posteriormente.
4.3. OTROS HECHOS:
4.3.1. Con posterioridad a la compra y perfeccionamiento de nuestro derecho, es que nos hemos
venido a enterar que el demandado NATALIO HERIBERTO OLGUIN LIZA ha demandado a
nuestros transferentes del terreno los esposos Carlos Eliseo Pesantes Méndez y esposa, sobre
Mejor Derecho de Propiedad e Invalidez de los Asientos Regístrales, proceso que se tramita
ante el quinto Juzgado Especializado en lo Civil de Trujillo, Sec. Dra. Lucy Gastañadui Ibáñez
Exp. N° 3625-98.
4.3.2. Es necesario recalcar y debe tenerse en cuanta por el Juzgado que estamos protegidos
registralmente por el artículo 2014 del Código Civil, esto es, debe tenerse en cuanta que mi
representada adquirió el bien inmueble de quienes registralmente eran sus legítimos
propietarios, mediando la buena fe y la publicidad registral, y que ha venido conduciendo
el bien por más de 25 años ininterrumpidos y que además no hemos tenido ningún
impedimento registral ni de orden legal, para inscribir nuestro derecho de propietarios y
posteriormente, efectuar otros actos inherentes a la propiedad, como es la posesión y
construcciones que hemos desarrollado.
4.4. ACTOS AGRAVIANTES REALIZADOS POR EL DEMANDADO NATALIO HERIBERTO OLGUIN LIZA QUE
DETERMINAN LA NECESIDAD DE INDEMNIZAR POR HABERNOS GENERADO DAÑO ECONOMICO
Y DAÑO MORAL:
1.- El invitado VICENTE OLIVERIO GARCIA IPARRAGUIRRE formuló denuncia penal contra mi
persona por delito contra el patrimonio –robo agravado- imputándome haberle golpeado
y luego haberle robado su portafolio o maletín conteniendo un tensiometro, un
estetoscopio, la suma de 400 (cuatrocientos) nuevos soles y 1500 (mil quinientos) dólares
americanos; afirmando que ello sucedió el 14 de noviembre del año mil novecientos
noventa y nueve a las 11.40 pm cuando él se encontraba conversando con la persona de
GLENDA VEREAU PALMA, en la puerta del domicilio de esta última citada, ubicado en Av.
España Nº 2410 afirmando que yo llegué en un auto de servicio público, con dos personas
y lo ataqué con patadas, puñetes y un fierro, dándome posteriormente a la fuga.

2.- Que si bien esa noche yo ubique al médico Vicente Oliverio García Iparraguire, fue para
reclamarle por su conducta negligente que determinó la muerte de mi menor hija, recién
nacida Reichert Lidia Alas Vicetti y esa noche se produjo un altercado con su persona,
porque despectivamente había depositado la irrisoria suma de veinte nuevos soles a
cuenta de reparación civil, por la muerte de mi hijita; pero nunca se produjo ningún robo ni
sustracción de maletín ni nada.

3.- Pero resulta que García Iparraguirre, primero denunció (la noche de los hechos)
solamente haberse producido agresión física, pero luego en la Comisaría, el día 29 de
noviembre, cuando se apersonó a la Comisaría a prestar su manifestación, (mas de 14 días
después) agregó a su denuncia la supuesta sustracción de un portafolio o maletín,
conteniendo los bienes antes indicados y dinero, atribuyéndome comisión de robo
agravado lo que determinó que posteriormente se me aperture instrucción, proceso judicial
por robo agravado y emitiéndose MANDATO DE DETENCIÓN contra mi persona.

4.- Como los hechos eran falsos, tuve que ponerme a buen recaudo y evitar ser capturado
hasta conseguir las pruebas que me permitan demostrar mi inocencia. Pero ello determinó
que tenga que estar escondiéndome y deje de trabajar; desprotegiendo así a mi familia
que dependía íntegramente de mi trabajo.
5.- El caso es que el denunciante se valió de otras personas, los citados a conciliar, con la
finalidad de que emitan testimonios falsos o hagan afirmaciones para “corroborar” los
términos de su denuncia. Así, la citada Glenda Vereau Palma, primero dio una versión
sobre la agresión y que el agraviado gritaba preguntando por su portafolio y que este fue
conducido por un amigo a la Comisaría y afirmando que el agraviado le comentó que
una señora que vivía detrás de su domicilio le había pagado una deuda, pero después
da otra versión afirmando que izo ingresar al agraviado a su domicilio para prestarle
auxilio y que ahí le informó que los atacantes se habían llevado su maletín.

6.- El testigo Miguel Ángel Solano Ruiz también proporcionó dos versiones distintas, con la
finalidad de favorecer al denunciante y con la finalidad de probar un supuesto robo de un
maletín, lo que nunca se produjo. Primero refirió que él llevo al agraviado al Hospital y luego
a la Comisaría y allí el agraviado le preguntó por su portafolio; pero posteriormente declara
que no vio a los agresores, que no precisa los hechos y que no conversó con el agraviado.

7.- Los “testigos” Edelmira Angulo Huamán y Manuel Espínola Gonzáles, se prestaron para
dar testimonio falso respecto a la supuesta agresión con “un instrumento que el inculpado
tenía en la Mano”, pero en el proceso se demostró que dieron testimonio falso porque se
determinó que ellos no vieron la agresión, por estar ubicados a más de 30 metros del lugar
de los hechos y porque llegaron cuando “ya el taxi con los agresores se había retirado”

8.- La persona de Jeanne Yrene Iberico Ventura se prestó a favor del “agraviado” para
sostener que, la noche de los hechos, le había pagado una deuda de mil quinientos
dólares, ello con la finalidad de sostener la versión del robo agravado en mi contra.

Pero en el interín de la investigación judicial, se llegó a determinar que la afirmación sobre


el préstamo era falsa y que la noche de los hechos el supuesto agraviado no llevaba
consigo el dinero que dice haber perdido.

Estos testigos, es evidente que se han prestado al juego para tratar de demostrar hechos
que no sucedieron, y se han coludido con el “agraviado” para causarme daño e
imputarme la comisión del ilícito de robo agravado que nunca se produjo.

9.- Lo que si se produjo fue una agresión física de mi parte, pero sin mayores consecuencias
y ello se produjo porque yo estaba indignado porque el “agraviado” depositó la suma de
20 nuevos soles, a cuenta de reparación civil, por haber actuado de manera negligente en
la muerte de mi hija recién nacida Reichert Lidia Alas Vicetti, cuando la reparación civil se
fijó en la suma de tres mil soles. Yo consideré dicha consignación como insultante,
agraviante y humillante y por ello fui a reclamarle y se produjo la agresión, pero no fue a
mayores.

10.- En la investigación Judicial, en la instrucción 42-2000 se determinó que los hechos eran
falsos por lo que fui absuelto, mediante sentencia de fecha 27 de diciembre del 2004 que
fue apelada por el agraviado, y con fecha 16 de junio del 2005 la Primera Sala Penal de la
Corte Suprema, declaró no haber nulidad en la sentencia absolutoria. Por resolución de
fecha 27 de agosto del 2005, se declaró ejecutoriada la sentencia y se me expidieron
copias certificadas el 16 de diciembre del año 2005.

11.- El daño se ha producido, no solo por habérseme imputado comisión de delito de robo
agravado que nunca sucedió, sino que dicha denuncia determinó que se ordenara
captura contra mi persona, ello determinó en que deje de trabajar, en que me enferme del
corazón y que esté constantemente preocupado pendiente de mi libertad por denuncia
calumniosa.

12.- Los citados, entonces, me han ocasionado grave daño económico, personal y moral,
incluso daño a mi familia, que debe ser resarcido. (Indemnización por responsabilidad extra
contractual) Haciendo presente que aún estoy dentro del plazo de accionar, porque aún
no han transcurrido más de dos años desde que se produjo la absolución.

Acto que genera su responsabilidad civil:


Estando a todo lo anterior expuesto que en realidad sirve como un antecedente
importante y necesario de referir, lo cierto que no obstante que la ASOCIACIÓN CIVIL CREA
se constituye en legítimo propietario del predio adquirido de sus legítimos propietarios la
Sociedad Conyugal constituida por los señores Carlos Pesantes Méndez y Yolanda
Campos Zavaleta de Pesantes, el demandado se empecina en utilizar dolosamente un
estrategia para aprovecharse ilegalmente de una situación supuestamente anormal e
ilegal que él mismo ha inventado o creado, alegando sin pruebas ser propietario del bien
que hemos adquirido (basta ver los otros casos que él ha iniciado al Colegio Claretiano, al
Colegio Fleming, la Universidad UPAO, y al Fundo El Golf S.A., procesos que ha perdido)
pese a ello, se atribuye propiedad, que no se evidenciaba de la partida registral cuando
hemos adquirido el bien y bajo el único fin de perjudicar a mi representada y dañarla. Sin
razón ni justificación de ninguna clase. O más bien, con el claro objetivo de lograr una
ventaja patrimonial que la justicia se encargará de evitar. Es evidente que con su
amedrentamiento y campaña desestabilizadora, ha pretendido llamarnos a conciliar o
pactar algo que no estamos en obligación de hacerlo, por ser legítimos propietario, con
derecho legalmente inscrito y haber adquirido de buena fe bajo la protección del artículo
2014 del Código Civil.

5. Daños Generados:
5.1. Daño Emergente:
Resulta más que evidente que el demandado ha causado a la Asociación que represento,
así como a mi persona un daño emergente, producto de sus burdas, dolorosas e infundadas
demandas y denuncias ante el Poder Judicial y Ministerio Público, a las cuales vengo siendo
sometida durante este tiempo, menoscabando el buen nombre y reputación de mi
representada como el mío; además, desestabiliza con sus amenazas e injurias proferidas a
través de volantes y cuanto medio de comunicación tenga a su alcance, al Colegio que
promovemos y nos ha causado inexorable daño con dicha conducta.
Mi representada, ante la maliciosa campaña promovida por el demandado tuvo que
efectuar gastos económicos ya que los procesos incoados me obligaron a contratar a un
Estudio de Abogados asumiendo consecuentemente todos los gastos pertinentes
honorarios y los naturales de un proceso tales como notariales, regístrales y otros. Gastos,
empleo de tiempo y daños personales, morales, que deberán ser resarcidos
oportunamente, por el monto no menor de 700,000 dólares, en que cuantificamos el daño
ocasionado.
5.2. Daño Moral: Personalmente y por derecho propio la recurrente, no obstante que el daño
moral es incalculable y supera largamente el monto del petitorio de la demanda. He
considerado prudencialmente un monto de US$ 30,000Dólares Americanos como daño
moral que me ha ocasionado y que se incluye dentro del monto indicado anteriormente.

5.3. Lucro Cesante:


Debido a las cartas difamatorias, amenazantes y artículos periodísticos calumniosos, hemos
perdido la posibilidad de contar en el presente años, cual era nuestro objetivo, el de contar
con un numeroso alumnado que hiciera posible la realización del espíritu de nuestra
Asociación, lo que hasta hoy no se concreta por la conducta ilícita del demandado, pese
a que ha existido la inicial demanda, que ya la teníamos en nuestro antiguo local pero el
demandado con sus infamias y campaña de disuasión, ha logrado que los padres de
familia opten por otra alternativa educativa, al estar propalando en sus volantes que el
colegio seria desalojado y que los alumnos corrían peligro, lo que obviamente determina
que un padre busque la seguridad de su hijo y no lo matricule. Ello ha determinado un daño
económico que lo cuantificamos en no menos de setenta mil dólares americanos.

6. Relación de Causalidad:
6.1. La relación de causalidad entre el hecho generador del daño y el daño mismo, debe existir
para que exista derecho a reclamar indemnización.
6.2. En otras palabras, para que un daño sea susceptible de originar el reclamo de una
indemnización se necesita que se presente como el efecto de la actuación del agente, ya
sea actuación dolosa o culposa.
6.3. La actitud hostil y temeraria del demandado, que se tradujo en una conducta sistemática y
constante de iniciar procesos administrativos, judiciales, denuncias calumniosas en los
periódicos de la ciudad de Trujillo, y el envío de cartas amenazadoras a los potenciales
padres de familia y alumnos posibles, se explica la relación entre el accionar del
demandado y el efecto que este género en los posibles usuarios de nuestro servicio
educativo.
7. VIA PROCEDIMENTAL:
La presente demanda deberá tramitarse en la vía del proceso de conocimiento, de
acuerdo con lo establecidos por los artículos 475° y demás pertinentes del Código Procesal
civil.

8. MEDIOS PROBATORIOS:
DOCUMENTOS:
1.- Documento en 23 folios, copia certificada del certificado de vigencia de nombramiento
y facultades de la suscrita como Presidente del Consejo Directivo de la Asociación Civil
CREA, promotora del Centro Educativo Particular TALENTOS.
2.- Resolución Directoral Regional Nº 001369 del 30-06-97 que autoriza el funcionamiento del
Centro Educativo Privado “Talentos” y Resolución Directoral Regional Nº 4117 del 22-12-98
que autoriza el cambio de local del Centro Educativo Particular TALENTOS.
3.- Resolución Directoral Regional Nº 006105, del 05-08-2004 que reconoce oficialmente a la
Asociación Civil CREA, como promotora del Centro Educativo Particular TALENTOS.
4.- Nueve documentos que acreditan felicitaciones, reconocimientos y prestigio del colegio
y por ello sus servicios han sido requeridos en más niveles educativos y por un mayor número
de usuarios.
5.- Documento (escritura) de la compra del terreno, su fecha 15 de octubre del 2004, con
la que se acredita que la Asociación Civil CREA adquirió acciones y derechos del Fundo
denominado Monserrate, sin problema alguno.
6.- Certificado de gravámenes de fecha 13-01-05 con el que se acredita que antes de la
compra, no ha existido carga ni gravamen que limite la adquisición. Se adjunta también la
certificación que incluye el asiento de inscripción de la compra efectuada por Asociación
Civil CREA.
7.- Solicitud de licencia de construcción y de pago de derechos a la Municipalidad.
8.- Ocho fotografías sobre avance de obra.
9.- Documento de fecha 10-01-2004 dirigido al señor Alcalde de la MPT Ingeniero Murgia
Zannier, solicitando aprobación de habilitación urbana.
10.- Documento de fecha 12-01-2004 dirigido al señor Alcalde de la MPT Ingeniero Murgia
Zannier, adjuntando información complementaria.
11.- Un ANILLADO, conteniendo el Proyecto para obtener financiamiento destinado a
adquisición de terreno.
12.- Copia certificada de la escritura pública de mutuo con garantía hipotecaria,
celebrada de una parte por Santos Pascual Valdiviezo Pérez y la Asociación Civil CREA. De
dicha escritura aparece que los mutuantes nos otorgan un préstamo de US$ 695,625.00
dólares americanos para la construcción de nuestro local.
13.- Ocho planos del local destinado al Colegio “Talentos”.
14.- RUC de Asociación Civil CREA.
15.- Documentos, en diez folios, que acreditan los actos perturbatorios amenazas,
denuncias y otros que ha planteado el demandado contra nosotros, mortificando nuestra
posesión legitima y dificultando el desarrollo de nuestras actividades, por lo que nos ha
generado los daños cuyo resarcimiento estamos demandando.
16.- Información periodística y fotografía, donde se informa sobre un extraño robo
producidos en nuestro nuevo local.
17.- 42 folios conteniendo copias de facturas y boletas de venta, por gastos que hemos
efectuado en la construcción de nuestro local.
18.- Una foto de la maqueta de nuestro local y otra foto de la colocación de la primera
piedra, con presencia del señor Alcalde de la ciudad.
19.- Dos fotos de la participación de nuestros estudiantes y colegio, en actividades propias
de apoyo a la comunidad.
20.- Nueve fotos de nuestro local del colegio Talentos, ya concluido.
21.- Una fotografía de una de nuestras aulas de computación.

INSPECCION JUDICIAL:
Que su Juzgado efectuará en el inmueble que hemos adquirido, con la finalidad de verificar
el avance de obras, la inversión efectuada, el estado del colegio y su funcionamiento, así
como el número de alumnos matriculados para determinar la inversión y el daño que la
conducta del demandado nos ha generado, conforme a lo expuesto en hechos.
9. FUNDAMENTO JURIDICO DEL PETITORIO:
Sustento mi demanda a los artículos 1969, 1982, 1984 y 1985 del Código Civil, así como por
el Artículo 4° del Código Civil Procesal, aplicable en forma supletoria conforme a la Primera
Disposición Complementaria del mismo Código Procesal Civil.
Sin perjuicio de ello, procedo a manifestar lo siguiente:
Debe quedar claro que el propio Código Civil en su Artículo 1969, me faculta a interponer
la presente demanda:
“Artículo 1969: Aquel que por dolo o culpa causa un daño a otro está obligado a
indemnizarlo. El descargo por falta de dolo o culpa corresponde a su autor”.

10. ANEXOS
1.A.- Tasa judicial por ofrecimiento de pruebas.
1.B.- Copia de mi documento de identidad.
1.C.- En 23 folios, copia certificada del certificado de vigencia de nombramiento y
facultades de la suscrita como Presidente del Consejo Directivo de la Asociación Civil CREA.
1.D.- Resolución Directoral Regional Nº 001369 del 30-06-97 que autoriza el funcionamiento
del Centro Educativo Privado “Talentos” y Resolución Directoral Regional Nº 4117 del 22-12-
98 que autoriza el cambio de local del Centro Educativo Particular TALENTOS.
1.E.- Resolución Directoral Regional Nº 006105, del 05-08-2004 que reconoce oficialmente a
la Asociación Civil CREA, como promotora del Centro Educativo Particular TALENTOS.
1.F.- Nueve documentos que acreditan felicitaciones, reconocimientos y prestigio del
colegio. 1.G.- Escritura de la compra del terreno, su fecha 15 de octubre del 2004.
1.H.- Certificado de gravámenes de fecha 13-01-05.
1.I.- Solicitud de licencia de construcción y de pago de derechos a la Municipalidad.
1.J.- Ocho fotografías sobre avance de obra.
1.K.- Documento de fecha 10-01-2004 dirigido al señor Alcalde de la MPT Ingeniero Murgia
Zannier, solicitando aprobación de habilitación urbana.
1.L.- Documento de fecha 12-01-2004 dirigido al señor Alcalde de la MPT Ingeniero Murgia
Zannier, adjuntando información complementaria.
1.LL.- Un ANILLADO, conteniendo el Proyecto para obtener financiamiento destinado a
adquisición de terreno.
1.M.- Copia certificada de la escritura pública de mutuo con garantía hipotecaria,
celebrada de una parte por Santos Pascual Valdiviezo Pérez y la Asociación Civil CREA.
1.N.- Ocho planos del local destinado al Colegio “Talentos”.
1.Ñ.- RUC de Asociación Civil CREA.
1.O..- Documentos, en diez folios, que acreditan los actos perturbatorios amenazas,
denuncias y otros que ha planteado el demandado contra nosotros.
1.P.- Información periodística y fotografía, donde se informa sobre un extraño robo
producido en nuestro nuevo local.
1.Q..- 42 folios conteniendo copias de facturas y boletas de venta, por gastos que hemos
efectuado en la construcción de nuestro local.
1.R.- Una foto de la maqueta de nuestro local y otra foto de la colocación de la primera
piedra, con presencia del señor Alcalde de la ciudad.
1.S.- Dos fotos de la participación de nuestros estudiantes y colegio, en actividades propias
de apoyo a la comunidad.
1.T.- Nueve fotos de nuestro local del colegio Talentos, ya concluido.
1.U.- Una fotografía de una de nuestras aulas de computación.
POR LO TANTO
Al Juzgado, solicitamos se sirva admitir la presente demanda, darle el tramite de acuerdo
a Ley y declararla fundada en su oportunidad.

PRIMER OTROSI DECIMOS: Que, que de acuerdo a los dispuesto en el artículo 80 del código
Procesal Civil, otorgamos facultades generales de representación al Letrado que autoriza
esta demanda, para lo cual declaro estar instruido de la representación que otorgo y de
sus alcances.
SEGUNDO OTROSI DECIMOS: Que adjunto la tasa judicial por ofrecimiento de pruebas y tasa
por exhorto.

Trujillo, 16 de Octubre del 2014.


QUERELLA: DIFAMACIÓN AGRAVADA POR
ATRIBUCIÓN DE DELITO
EXPEDIENTE :

ESCRITO :

QUERELLA DIFAMACIÓN AGRAVADA POR ATRIBUCIÓN DE DELITO

SEÑOR JUEZ DEL JUZGADO PENAL UNIPERSONAL

I. IDENTIFICACIÓN DEL QUERELLANTE

JUANA DE ARCO QUISPE, con DNI N° 89654789, con domicilio real en Calle Las Perlas
58 Urbanización La Noria y con domicilio procesal en Mi casa N° 381 – Oficina N°
304, a usted digo:

II. IDENTIFICACIÓN EXPRESA DE LA PERSONA CONTRA LA QUE SE DIRIGE

ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA CECILIA DAVILA CERNA, MARIXA AGREDA


RODRIGUEZ Y JANET MARGARITA CASTRO SANCHEZ POR LA COMISIÓN DEL DELITO
CONTRA EL HONOR – DIFAMACIÓN AGRAVADA POR ATRIBUCION DE DELITO en
agravio de la suscrita, a quienes se les notificara en la I.E. N° 80006 – “MI ESCUELITA”
Trujillo, todos domiciliados en la ciudad de Trujillo.

III. PRETENSIÓN PENAL Y CIVIL

Que en ejercicio de la defensa de mi honor y reputación, amparado en el artículo


2°, inciso 7 de la Constitución Política del Perú, el artículo 132° del código penal, el
artículo 314° y siguientes del código de Procedimientos Penales, solicito tutela
Jurisdiccional en la presente acción penal privada que interpongo contra
de ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA CECILIA DAVILA CERNA,
MARIXA AGREDA RODRIGUEZ Y JANET MARGARITA CASTRO SANCHEZ
POR LA COMISIÓN DEL DELITO CONTRA EL HONOR – DIFAMACIÓN
AGRAVADA POR ATRIBUCION DE DELITO, previsto en el segundo párrafo del
artículo 132° del código penal.

1. Como pretensión penal, se le sancione con pena privativa de la libertad de dos


años y con ciento veinte días multa, y
2. Como pretensión civil, se fije una reparación civil ascenderte a la suma de S/. 10
000.00 (DIEZ MIL NUEVOS SOLES).

IV. JUSTIFICACIÓN DE LA PRETENSIÓN PENAL Y CIVIL

1.- La pretensión penal la justificamos por cuanto contamos con elementos de


prueba suficientes que acrediten la magnitud del delito de difamación contra el
honor.

2.- La pretensión civil la justificamos por cuanto se ha producido una mansillación


al honor de la querellante y esto trajo consigo que su imagen personal y de
docente se vea manchada. También causo un daño emocional irreparable.

V. FUNDAMENTOS DE HECHO

Imputo a los querellados contra ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA CECILIA


DAVILA CERNA, MARIXA AGREDA RODRIGUEZ Y JANET MARGARITA CASTRO
SANCHEZ la comisión del delito contra el honor – difamación agravada por
atribución de delito, en perjuicio de mi honor y reputación, por haberme atribuido
hechos, cualidades y conductas en la solicitud que hicieron, mostraron a los padres
de familia del primer grado “C” y presentaron a la UGEL N°09 que fue presentado
el 27 de marzo, conforme consta en el documento que se adjunta.

A.- Los denunciados en su documento presentado me atribuyen hechos,


cualidades y conductas difamatorias a mi persona que fueron difundidas ante las
madres de familia del primer grado “C” de la I.E. N° 80006 “MI ESCUELITA”, en el
cual soy docente, con pleno desprecio a la verdad, a sabiendas de la falsedad
de la información propalada, con insultos, frases ofensivas e inaceptables lo que
revela la ausencia de verificación y la falta de la verdad, con el componente
subjetivo finalistico de difamar o menoscabar la reputación de la querellante,
confundiendo los hechos e interpretando maliciosamente información real con
hechos creados para denigrar mi imagen personal para desacreditarme ante los
padres de familia de mi sección a cargo y con los trabajadores de la UGEL N°04.
Esta campaña difamatoria contra mi persona me causó un daño moral de
incalculable dimensión, no solo como persona sino también como profesora, lo que
motivo que gran parte de padres de familia dudaran de mi capacidad ética
y profesional. Que los llevo a firmar dicho documento difamatorio.
B.- Los denunciados con absoluto menosprecio a la veracidad de la información
con animus difamando, se refieren que la querellante sufre de una “incapacidad
para desempeñar su función de profesora” poniendo en tela de juicio mis 25 años
de servicio a la educación.

C.- Los querellados con una actitud irresponsable, sin tomar en cuenta los criterios
para el cumplimiento del requisito constitucional a la verdad de la información,
realizaron comentarios en contra del honor de la querellante como que ha
utilizado, el documento de compromiso de pago para la contratación de una
auxiliar de apoyo que firmaron los padres de familia del primer grado “C”, ante la
UGEL N° 09 para que la nombren como profesora en dicha aula. Con lo que le
están atribuyendo el DELITO DE FALSEDAD GENERICA TIPIFICADO EN EL ARTICULO 438
DEL CODIGO PENAL. Luego con animus difamandi, escriben el
comentario “LO CUAL DICE MUCHO DE SU CALIDAD ETICA Y MORAL”. Los
querellados ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA CECILIA DAVILA CERNA, MARIXA
AGREDA RODRIGUEZ Y JANET MARGARITA CASTRO SANCHEZ, con total desprecio a
la verdad informativa y sin tomar en cuenta la ponderación de la presunción de
inocencia, hicieron publica a los padres de familia del primer grado “c” y a los
trabajadores de la UGEL N° 09 que la querellante goza de una incapacidad para
desempeñarse como profesora, sin tener ninguna sustento factico ni legal, puesto
que ellas no son las indicadas para calificar el desempeño de un profesor de aula.
También le atribuye el delito de falsificación genérica, puesto que ellas dicen que
la querellante utilizo el documento que los padres de familia del primer grado “C”
habían firmado para la contratación de una auxiliar de apoyo para nombrarse
como profesora de dicha aula. Cosa que es totalmente falsa, debido a que la
querellante fue designada a la I.E. N°80006 “MI ESCUELITA” Mucho antes de la
realización de dicho documento. Como lo acredita el Oficio N°69-2015-GRLL-
GGR/GRSE/UGELN°4TSE-COM que hace mención que la querellante será
destacada a dicha Institución Educativa. Que estos actos daño mi honor y la
reputación de la querellante como profesora, poniendo en tela de juicio mi
honestidad.

D.- En este caso las querelladas ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA


CECILIA DAVILA CERNA, MARIXA AGREDA RODRIGUEZ Y JANET
MARGARITA CASTRO SANCHEZ EN SU CONDICIÓN DE PERSONAS QUE
GOZAN DE DICERNIMIENTO ACTUARON CON DOLO DIRECTO Y DOLO
EVENTUAL. Eran conscientes de que no decían la verdad cuando atribuyeron los
hechos, conductas y cualidades referidas. “Incapacidad para desempeñar su
función de profesora”, “Atribución del delito de falsedad genérica tipificado en el
artículo 438 del código penal”, “Tener una avanzada edad, en caso de ella viene
hacer un impedimento para el desempeño de sus funciones”. Que
la inflacionario era falsa y no hicieron nada ni mostraron interés o
diligencia mínima para comprobar la verdad y no se preocuparon por observar los
deberes subjetivos e comprobación razonable de la finalidad o viabilidad de la
información o de las fuente de la misma. ES EVIDENTE QUE LOS QUERELLADOS, HAN
PROCEDIDO CON PLENO CONOCIMIENTO Y CONCIENCIA DE LA FALSEDAD DE SUS
AFIRMACIONES Y DEL POTENCIAL PERJUICIO QUE LA PROPAGACIÓN DE DICHO
DOCUMENTO IBA A GENERAR CONTRA MI HONOR, TODO LO CUAL REBELA SU
ACTUAR DOLOSO. Finalmente. LA CONDUCTA DESPLEGADA POR LAS
QUERELLADAS ELIZABET GAVIDIA REQUEJO, PATRICIA CECILIA DAVILA
CERNA, MARIXA AGREDA RODRIGUEZ Y JANET MARGARITA CASTRO
SANCHEZ, SE ADECUA PRFECTAMENTE A TODOS LOS ELEMENTOS OBJETIVOS Y
SUBJETIVOS DEL TIPO PENAL DEL DELITO CONTRA EL HONOR EN LA MODALIDAD
DE DIFAMACIÓN AGRAVADA POR ATRIBUCIÓN DE DELITO, y se encuentra en los
elementos exigidos por este tipo penal agravado debido a que la atribución del
DELITO DE FALSEDAD GENÉRICA se difundió dolosamente entre los padres y
profesores de la I.E. N° 80006 “Nuevo Perú”, con animus difamandi, de
manera consiente y voluntaria que con su información lesiona el honor y
reputación de la querellante, sin respetar el derecho a la presunción de inocencia
y sin contrastar de manera diligente la información que habían difundido, no existe
causal de justificación que la exima de responsabilidad penal.

EN APLICACIÓN DE LO ESTABLECIDO POR EL ARTICULO 134°, NUMERAL 4


DEL CÓDIGO PENAL, SOLICITO A SU DESPACHO QUE EL PROCESO SE SIGA
HASTA ESTABLECER LA VERDAD O FALSEDAD DE LOS HECHOS, CUALIDADES Y
CONDUCTAS DIFAMATORIAS QUE LAS QUERELLADAS HAN ATRIBUIDO y
por consiguiente, requiero que se demuestre: 1) “La incapacidad para desempeñar
su función de profesora”, 2) “La comisión del delito de falsedad genérica tipificado
en el artículo 438 del código penal” y 3) “La edad es impedimento para el
desempeño de sus funciones”.

Que el delito de difamación, previsto en el artículo 132°, segundo párrafo,


del código penal, contempla el delito mediante la atribución de un delito, como
la atribución de difundir ante varias personas reunidas o separadas un noticia el
cual se le atribuye a un persona un hecho, cualidad o conducta que pueda
perjudicar su honor o reputación mediante la atribución de un delito; siendo el
elemento subjetivo el dolo entendido como animus difamandí.

La difamación es un delito que atenta contra el honor de las personas en dos


aspectos: subjetivo y objetivo. El aspecto subjetivo supone el sentimiento de la
propia dignidad o autoestima. Este aspecto de la honorabilidad de las personas es
el que se ha considerado como el honor o reputación subjetiva u honor en sentido
amplio. El aspecto objetivo contempla de modo específico la reputación, la buena
imagen o la valorización que otros hacen de nuestra personalidad ético-social,
estando representado por la apreciación o estimación que gozamos ante nuestros
conciudadanos.
La protección constitucional de la libertad de información y de expresión frente al
derecho al honor se condiciona a que la información se refiera a hechos con
relevancia pública en el sentido de noticiables y que dicha información sea veraz.
Se protege la comunicación libre tanto de los hechos como de las opiniones ,
inclusive apreciaciones y juicios de valor pero para la protección de los hechos
defendidos se requiere ser veraces .Esto supone asumir ciertos deberes y
responsabilidades delicadísimas por quienes tienen la condición de sujetos
informantes .La protección no ampara cuando el autor es consciente de que no
dice o escribe verdad , cuando atribuye a otro una determinada conducta (dolo
directo) o cuando siendo falsa la información en cuestión no mostró interés o
diligencia mínima en la comprobación de la verdad (dolo eventual). Si bien la
información puede ser de interés general y referirse a un personaje público o con
notoriedad pública como el querellante, pero debe cumplirse con el requisito de
la veracidad o el deber diligente de contrastar los hechos con anterioridad a su
publicación.

VI. FUNDAMENTOS DE DERECHO

Sustento mi petición en el artículo 132º del Código Penal, concordante con el


artículo 1º, inciso 2 del Código Procesal Penal; y al amparo de lo establecido por el
Inciso 7 del artículo 2º de la Constitución Política del Estado; el artículo 12º de la
Declaración Universal de Derechos Humanos; el artículo 17º del Pacto Internacional
de Derechos Civiles y Políticos; el artículo V de la Declaración Americana de los
Derechos y Deberes del Hombre; el artículo 11º de la Convención Americana sobre
Derechos Humanos; que consagran el Derecho Humano al Honor; y, El Acuerdo
Plenario N° 3-2006/CJ -116 de las Salas Penales Permanentes y Transitorias que
establece criterios para resolver la controversia o derechos en conflicto( honor y
libertades de expresión o de información).

VII. MEDIOS DE PRUEBA

- COPIA AUTENTIFICADA DE SOLICITUD: DEJE SIN EFECTO NOMBRAMIENTO DE LA


PROFESORA Y LAS FIRMAS DE LOS PADRES, con el que hago constar que le
información falsa difundida por las querelladas causo efecto en los padres de
familia del primer grado “C” por lo que firmaron dicha documento.

- Compromiso de pago por la contratación de una auxiliar de apoyo firmada por


los padres de familia del primer grado “C”, con lo que hago contar que la idea de
la auxiliar surgió de ellos y que el documento no fue utilizado para otros fines.
- Oficio N°69-2015-GRLL-GGR/GRSE/UGELN°4TSE-COM, con el que pruebo
que iba prestar servicio en la I.E. N° 80006 “Mi escuelita”

VIII. ANEXOS

1-A. Copia de DNI

1-B. SOLICITUD: DEJE SIN EFECTO NOMBRAMIENTO DE LA PROFESORA

1-C. COMPROMISO DE PAGO PARA LA CONTRATACIÓN DE UNA AUXILIAR

POR LO EXPUESTO:

A UD. Pido dar a la presente querella el trámite que le corresponda.

PRIMER OTROSI.- Conforme al artículo 459°, inciso 3 del Código Procesal Penal
acompaño juego de copias suficientes para notificar a los querellados.

SEGUNDO OTROSI.- conforme al artículo 462° del Código Procesal Penal emitido el
auto admisorio de la querella solicito se corra traslado a las querelladas por el plazo
de cinco días hábiles.