Está en la página 1de 11

INSTITUTO TECNOLOGICO DE LA ZONA MAYA

DOCENTE: SANTOS CHACON NAHUM.

INTEGRANTES:

Aboites Aguilar Griselda.

Aguirre Xitumul Jorge Humberto.

Cemé Navarrete Jeremías.

Romero Jiménez Maricruz.

MATERIA: SISTEMAS DE PRODUCCION


AGRICOLA.

GRADO: 4.

GRUPO: AB.

CARRERA: ING. EN. AGRONOMIA.

TAREA: UNIDAD 1.
Marco contextual de los sistemas de
producción agrícola.

EL empleo del concepto sistemas de producción agrícola, requiere ubicar


primeramente que la naturaleza misma se encarga de delimitar el espacio de
tiempo que debe ocupar el proceso de trabajo' (Marx, 1959), debido a que el medio
natural y el objeto de trabajo (plantas y animales) interactúan fuertemente,
expresándose ello a través de lo que hemos llamado proceso biológico, el cual
incluye una serie de manifestaciones o estadios de desarrollo de los objetos
biológicos sometidos a transformación, y que se entienden como fases fenológicas
o fases de desarrollo vegetativo al estudiarlas desde la perspectiva de la fenología.
Esto adquiere importancia porque en esta rama de la producción hay momentos
críticos, es decir, épocas trazadas por la propia naturaleza del proceso de trabajo,
durante los cuales han de alcanzarse necesariamente determinados objetivos', esto
es, el proceso técnico o la secuencia de operaciones que se deban realizar
(técnicas), requieren iniciarse y terminarse en cierto momento pues de ello depende
la cantidad y calidad del producto que se obtenga (Marx, 1959).
La conjugación de la influencia de la naturaleza (condiciones naturales) y de algunas
manifestaciones socioculturales (condiciones artificiales) sobre la agricultura, da
lugar al concepto ámbito para la producción agrícola o condiciones particulares para
la producción.
El concepto 'sistemas de producción' lo entendemos como la expresión concreta de
la forma en que se manifiesta la capacidad productiva del trabajo bajo las
condiciones que Impone determinado contexto natural y social.
Importancia de la producción de alimentos en
México
Agricultura mexicana.
La agricultura es la actividad humana que más estrecha relación tiene con el medio
ambiente y con la sobrevivencia del hombre en el planeta, pues debe atender la
demanda de alimentos provocada por la explosión demográfica y la inequidad
social. Asimismo, se ha convertido en una causa significativa del deterioro, la
contaminación y el agotamiento de los recursos naturales.
La destrucción de bosques y selvas tiene como causa primordial a las actividades
agropecuarias que cada año eliminan entre 400 mil y un millón de hectáreas de
ecosistemas forestales. Recordemos que la agricultura consume
cerca del 80% del agua disponible en el país, y que desperdicia casi las dos
terceras partes”.
Estos datos hacen evidente la urgencia de respuestas efectivas al doble reto de
aumentar la productividad al tiempo de alcanzar un manejo ambientalmente
adecuado de los recursos. El cumplimiento de las funciones que el sector
agropecuario puede jugar en el desarrollo económico de México, radica en enfrentar
simultáneamente los objetivos de rentabilidad, productividad, competitividad,
equidad y sustentabilidad. Este reto exige pensar en formas alternativas de hacer
agricultura, si es que se desea promover un crecimiento agropecuario sustentable,
pues la atención a los problemas del campo es urgente y fundamental para
laviabilidad del país.
En nuestro país, se ha venido incrementando la producción del café, algodón,
tomate, plátano, piña y otros productos que integran una cantidad apreciable de las
exportaciones nacionales propiciando una importante entrada de divisas al país.
La agricultura mexicana abarca numerosos productos, que constituyen el grueso de
la alimentación popular y por otro sirven en forma sustancial a la exportación que
aporta considerables ingresos de divisas.
En la actualidad en México, más de la mitad de todas las tierras cultivables fueron
sembradas con maíz.
El trigo es básico e importante para los habitantes del norte, centro y
noroeste del país.
zonas agrícolas y principales especies
cultivables.
México está posicionado en el 12º lugar en el ranking mundial en producción de
alimentos, el 13º en cultivos agrícolas y el 11º en ganadería primara. Estos números
son el resultado del trabajo de productores nacionales que día a día ponen en alto
el nombre de nuestro país con su trabajo y el seguimiento minucioso de los
estándares de calidad.
Es importante mencionar que, según datos de la encuesta nacional de ocupación y
empleo (enoe), de los 50.8 millones de mexicanos que trabajan, 5.3 millones lo
hacen en actividades agrícolas y otros 819 mil en cría y explotación de especies
ganaderas, y 139 mil en pesca y acuacultura.
En el mes de febrero de este año, las exportaciones alcanzaron los mil 314 millones
de dólares. Entre los productos que registraron mayores crecimientos son los
cítricos con un 40.1%, fresas 28.3% y aguacate 12.4%. Los estados que reportaron
una mayor producción de cítricos son: Veracruz, Michoacán y san Luis potosí. En
relación a la fresa, el principal estado es Michoacán con 59.4% de la producción
nacional, seguido de baja california con un 32%. Michoacán, también es el principal
productor de aguacate con un 81% de la cosecha, equivalente a 1, 283,313
toneladas. Otro de los productos top en exportación es el jitomate, las tres
principales entidades que lo producen son Sinaloa (551 mil toneladas), san Luis
potosí (296.8 toneladas) y baja california (225.9 toneladas).
Los estados que integran la república mexicana se distinguen por su ubicación
geográfica, clima, flora y fauna, la cual varía y hace que cada uno tenga una amplia
diversidad de especies y ecosistemas. Traducido en cifras hace que dependiendo
de sus características ciertas entidades encabecen la lista de producción y
exportación de algunos productos. Como ejemplo están Michoacán, Sinaloa,
sonora, chihuahua, Tamaulipas, baja california y Guanajuato, cuyos principales
cultivos son maíz grano, aguacate, sorgo grano, uva y trigo grano, entre otros.
la producción agrícola se ve potencializada porque se trata de estados cuyo ingreso
se obtiene en su mayoría de tierras de riego, su mercado está vinculado
directamente con el mercado externo, como el caso de sonora, Sinaloa, baja
california y Michoacán, además de cultivar bienes con altos precios como la uva de
sonorense utilizada para la producción de vinos
La diversidad de tipos de suelo, climas y ecosistemas a lo largo y ancho del territorio
nacional, representan una amplia baraja de opciones para la producción agrícola, lo
que hace de México
condiciones idóneas para cultivar una gran variedad de productos de todo tipo.
Sin embargo, existen cultivos que por su nivel de producción y el valor monetario
que generan sus cosechas, se ubican en el top-10 de la actividad agrícola a nivel
nacional.
Ya sea para consumo interno o para su exportación a diferentes partes del mundo,
los productos mexicanos gozan de gran demanda por su
maíz
En la cima de productos agrícolas que se cultivan en México está el maíz, el cual
forma parte esencial de la dieta básica en nuestro país, pero que también goza de
gran demanda en el extranjero.
Tan sólo en 2014 el valor de la producción de maíz ascendió a más de 72 mil
millones de pesos, con más de 23 millones de toneladas producidas ese año.
Sinaloa, Jalisco, Michoacán y el estado de México se encuentran entre los mayores
productores a nivel nacional.
caña de azúcar
Con más de 26 mil millones de pesos y casi 57 millones de toneladas producidas el
año pasado, la caña de azúcar se ubica en el segundo puesto.
en el ciclo 2014-2015 (hasta julio pasado), la superficie industrializada de caña de
azúcar representó más de 783 mil hectáreas, con un rendimiento de más de 68
toneladas por hectárea, lo que ha generado casi seis mil toneladas de azúcar
producida.
Los estados que concentran la mayor producción de caña de azúcar son Veracruz,
Jalisco y san Luis potosí.
aguacate
El tercer puesto lo ocupa el aguacate, en donde México es líder a nivel mundial en
la producción de esta fruta.
El año pasado su producción generó un valor de más de 20 mil millones de pesos,
con un millón 520 mil toneladas cosechadas en todo el país.
Además, los niveles de exportación se han incrementado de manera exponencial
en los últimos ocho años, con un crecimiento de 400 por ciento.
Estados unidos es el principal comprador, mientras que a nivel nacional Michoacán
es el estado que más produce esta fruta.
pastos
Con una cosecha de más de 50 mil toneladas en 2014, con un valor de poco más
de 20 mil millones de pesos, este producto también se ubica entre los más
importantes a nivel nacional.
En algunas regiones de nuestro país los pastos son el principal cultivo, y se destina
principalmente para la alimentación animal.
sorgo
Aunque es una planta originaria de la india, es uno de los principales cultivos de
México. La mayor parte del sorgo en grano se utiliza en la preparación de alimentos
balanceados para animales, pero también es utilizado para fabricar harinas.
Según cifras de la sagarpa, el año pasado el valor de la producción de sorgo en
nuestro país fue cercana a los 20 mil millones de pesos, con una producción anual
de ocho millones 394 mil toneladas.
Tamaulipas se ubica como el principal productor de sorgo en México, aunque
también figuran estados como Jalisco, Guanajuato, Michoacán, Sinaloa y Nayarit.
chile verde
México es, sin duda, uno de los principales productores de una gran variedad de
chiles a nivel mundial, y el chile verde es una de ellas.
En 2014 el valor de la producción de chile verde fue de casi 18 mil millones de
pesos, con dos millones 732 mil toneladas cosechadas en ese periodo.
Además, México ocupa el segundo lugar a nivel mundial en la producción de chile
verde, sólo detrás de china.
Sin embargo, nuestro país es el principal exportador de chile verde en el mundo, y
en 2013 exportó más de 370 mil toneladas.
tomate
Dos millones 870 mil toneladas cosechadas el año pasado, con valor de más de 15
mil millones de pesos, colocan al tomate o jitomate, como también se le conoce en
algunas regiones de nuestro país, como uno de los principales productos del agro
mexicano.
Nuestro país también se ha consolidado como el principal exportador de este
producto a nivel mundial, con ventas por más de 20 mil millones de pesos y 2.8
millones de toneladas en 2014.
Debido a sus condiciones de clima y suelos, Sinaloa es el estado líder a nivel
nacional en la producción de tomate.
La alfalfa se posiciona en el octavo peldaño del top-10 de los principales productos
agrícolas de México.
En 2014 tuvo un valor de producción de más de 14 mil millones de pesos a nivel
nacional, con 31.5 millones de toneladas cosechadas ese año.
Las zonas donde principalmente se cultiva son en los estados del centro y norte de
México, siendo chihuahua, Guanajuato, hidalgo y Durango los principales
productores.
trigo
El trigo se cosecha en prácticamente todo el mundo, aunque países como china,
india, Rusia y estados unidos se encuentran entre los mayores productores.
En México, sonora, Guanajuato y baja california son los estados con la mayor
producción.
En 2014 la sajara reportó tres millones 669 mil toneladas cosechadas, con un valor
de 12 mil 455 millones de pesos.
papa
Por último, en el top-10 de los principales productos del campo mexicano se ubica
la papa.
El valor del cultivo de papa en México alcanzó casi los 12 mil millones de pesos el
año pasado, con casi un millón toneladas producidas.
problemática de la producción agrícola
nacional, regional y local
Diferentes factores sociales, económicos, políticos e incluso climáticos han
provocado una transformación radical de la población rural de México. Por ejemplo,
mientras que en 1952 cerca del 57% de los habitantes del país vivía en una zona
rural, para 2010 el porcentaje decreció hasta llegar a poco menos del 23% del total
de la población.
Según diferentes analistas, dicha situación ha afectado de manera directa la
producción agrícola nacional, de tal suerte que actualmente más del 70% de las
unidades de producción rural es atendido por pequeños productores, campesinos e
indígenas que apenas poseen superficies menores o equivalentes a cinco
hectáreas. Por si esto fuera poco, la mayoría de su producción está enfocada en
satisfacer las necesidades del autoconsumo.
lamentablemente sólo el 6% de los productores agrícolas está conformado como
empresarios que logran colocar sus mercancías en el mercado nacional e
internacional; y esta situación no es favorable para las necesidades de consumo
que tiene el país, tanto de productos alimentarios como de insumos o materias
primas provenientes de la agroindustria.
Es en este contexto en el que crece el riesgo de la seguridad y la soberanía
alimentarías de México, pues de manera general podemos señalar que el “acceso
físico o económico a alimentos nutritivos, inocuos y suficientes para satisfacer las
necesidades dietéticas, y su preferencia para una vida activa y saludable” [1] no
están garantizados y por lo tanto tenemos que depender un sistema de importación
agropecuaria.
Aunque la organización de las naciones unidas para la alimentación y la agricultura
(FAO) señala que las naciones deberían de importar como máximo el 25% de los
alimentos que consumen, actualmente en México importamos más del 43% de los
alimentos básicos que consumimos; es decir que nuestra dependencia alimentaria
ha crecido en productos como el maíz, el arroz, la soya y la carne de puerco.
Al profundizar en el tema de la seguridad y la soberanía alimentarías no podemos
dejar de lado dos puntos que hasta hace algunos años no eran considerados de
relevancia por los agricultores y ganaderos: el calentamiento global y el cambio
climático, ambos ligados a la producción tradicional y sus procesos.
Alternativas a la problemática de la
producción agrícola regional.

Problemáticas:
Falta de financiamiento. La mayor parte de la producción agrícola está en
manos de pequeños productores, esto hace que no tengan los suficientes recursos
para poder invertir nuevamente, aunque cabe señalar que con sus propios
productos producen los insumos para cultivar nuevamente, pero no cuentan con
más dinero para las demás actividades. El apoyo para el campo mexicano proviene
de fundaciones y organizaciones internacionales extranjeras como la Fundación
"Pan para el mundo", de Alemania; la Fundación MOA de Japón; la Fundación
Interamericana, las Fundaciones McArthur, Rockefeller y Rodin de Estados Unidos;
el Banco Interamericano de desarrollo (BID) y el Fondo de América del Norte para
la Cooperación Ambiental (FANCA). Otra parte del apoyo ha provenido de
organizaciones no gubernamentales mexicanas, como la Fundación Vamos,
Servicio de Paz y Justicia A.C., el Centro de Agroecología San Francisco de Asís y
el Grupo de desarrollo Comunitario de los Tuxtlas, entre otras. Con un apoyo mucho
más limitado en asesoría de proyectos y financiamiento se encuentran algunas
instituciones nacionales, entre las que se encuentran: SEDAGRO del Estado de
México y de Durango, Secretaría de desarrollo Social (a través del Fondo Nacional
de Apoyo para las Empresas de Solidaridad en Oaxaca, Chiapas y Chihuahua), la
Secretaría de Agricultura, Ganadería y desarrollo Rural (Programa Alianza para el
Campo en los estados de Chihuahua, Chiapas, Oaxaca y Baja California Sur), el
Instituto Nacional Indigenista (en Oaxaca, Chiapas y Chihuahua), SEMARNAP,
Gobierno del Estado de Veracruz, Secretaria de desarrollo Rural de Oaxaca y
Consejo Mexicano del Café. Esto hace que de las instituciones que los financian
son las que reciben la mayor parte de los beneficios de este sistema de producción,
ya que controlan todo el proceso de comercialización (precios, cantidades,
momentos de pago, etc.). Así que por el crédito recibido el productor está obligado
a venderles

Escaso desarrollo del mercado nacional. El mercado nacional de


productos orgánicos2 no se ha desarrollado, debido a la falta de conocimiento en lo
que consisten los productos orgánicos, ya que gran parte de la población lo asocia
como productos naturales, principalmente frutas y verduras (sin tener en cuenta los
métodos de producción utilizados para su cultivo), mientras que otras personas los
relacionas con los alimentos orgánicos con las formas de clasificación de la basura
(desperdicios orgánicos e inorgánicos). Además, que tenemos otro factor
importante y es que la disponibilidad de estos alimentos, no se encuentran en
cualquier lugar solo en tiendas naturistas y tiendas especializadas, o a través de
canales directos, como es el caso de las despensas ecológicas, todo lo cual dificulta
en forma importante el desarrollo del mercado ecológico, cabe señalar que sus
precios tampoco son accesibles.

Dependencia de los Mercados Externos. México es uno de lo países de


Latinoamérica que llega a exportar alrededor del 85% de su producción orgánica,
ya que los países compradores no tienen las características naturales con la que
cuenta México para sembrar así que llegan a consumir grandes proporciones de
productos como café, frutas tropicales, hortalizas en la temporada de invierno, entre
otros, además que los precios que pagan, para el gobierno no importa ya que lo
fundamental es conservar buenas relaciones con el exterior. Los que intervienen en
la comercialización son que se llevan las mayores ganancias en este intercambio,
además que las procesadoras extranjeras muchas veces manipulan la información
de precios, calidades y cantidades de los productos que arriban a las fronteras y
puertos; y las condiciones de pago, en algunos casos, no son respetadas, lo que
hace sumamente complicado para los productores nacionales establecer procesos
de demanda comercial.

Alternativas:
Falta de financiamiento. Antes que nada resaltemos el hecho que los
pequeños productores producen sus propios insumos, eso hace que sean los costos
más bajos de los que deberían ser, sin embargo la solución a esto es por parte del
gobierno crear programas de financiamiento, que llevaría todo un procedimiento
como Realizar una investigación de la cantidad de productores que necesitan ayuda
(que sería en su gran mayoría, sin embargo es conocer la verdadera producción que
se tiene)ü Costear el costo de producción de cada tierra (dependiendo el clima, la
región, el producto a sembrar, etc.)ü Dentro de su presupuesto considerar este
sector que es importante y fundamental para México, ya que si se le apuesta todo
se la gana y mucho Una vez que se le asigne la cantidad de ayuda (la suficiente
para no depender de fundaciones que se lleven la mayor ganancia), controlar y
vigilar que verdaderamente se lleve a cabo el proceso de sembrado como debe
ser El gobierno encargarse de la venta y compra de los productos, salvaguardando
los intereses de los agricultores Una labor que será fundamental para el gobierno
es controlar las instituciones que ayuden a los productores para que no se abuse
de ellos. Por parte de ellos es dejarse ayudar y venderle al mejor postor, no hay
nada como una decisión bien pensada y analizada.

Escaso desarrollo del mercado nacional. La producción de lo productos


orgánicos incrementarla de tal forma que México sea suficiente para que todos
tengan acceso a consumirlos, teniendo como base una gran propaganda en
los beneficios que se pueden obtener al consumirlos. Al incrementar
su producción necesariamente deben bajar los costos, además de necesitar una
ayudar por parte del gobierno para su producción, sin embargo con la publicidad
que se le llegara a hacer puede ser suficiente para que se consuma más y así no
necesitar la ayuda del gobierno. Asimismo, distribuyendo el producto en todas los
lugares de México para que se tenga un acceso fácil a su consumo.

Dependencia de los Mercados Externos. México debe de tomar como


prioridad el buen producto para los ciudadanos que habitan el mismo, así que esto
hará que la mayor parte del producto sea de calidad. Si México tiene la capacidad
de exportar el 85% de su producción, entonces se podría decir que produce en
grandes proporciones y antes que exportar debe dejar a sus habitantes con el
suficiente producto para consumir, sin embargo no es así. Se debería crear un
programa, en el cual se conozcan las necesidades de los habitantes en cuanto al
consumo de los productos orgánicos, de esta manera satisfacerlas y lo demás
exportar, así que las producciones de estos productos se tendrían que incrementar
necesariamente para exportar.