Está en la página 1de 16

“Año de la consolidación del Mar de Grau”

UNIVERSIDAD PERUANA LOS ANDES


FACULTAD DE INGENIERÍA

HOTEL SHERATON

CURSO:
DOCENTE: Mg.
CICLO: INGENIERIA CIVIL – CICLO I
NOMBRES:

LIMA - PERÚ
2016
Primeramente a Dios por haberme permitido llegar hasta este punto y haberme
dado salud, ser el manantial de vida y darme lo necesario para seguir adelante día a
día para lograr mis objetivos, además de su infinita bondad y amor.
Agradecemos a la Universidad UPLA, por habernos abierto las puertas de este
prestigioso templo del saber, cuna de buenos profesionales.

ÍNDICE GENERAL

PAG

DEDICATORIA……………………………………………………………………….. i

AGRADECIMIENTO………………………………………………………………...ii

PARTE I

DIAGNÓSTICO

PAG
1. INTRODUCCIÓN……………………………………………………………
2. HISTORIA……………………………………………………………………………...
2.1 HISTORIA DE LA FRANQUICIA…………………………………....
2.1.1 LOS FUNDADORES…………………………………………………………..
2.1.2 EL COMIENZO…………………………………………………………..
2.1.3 EL NOMBRE……………………………………………………………..
2.1.4 MARCAS…………………………………………………………………..
3. HOTEL SHERATON DE LIMA………………………………………...
3.1 UBICACIÓN ………………………………………………………………..
3.2 ORÍGENES Y VIDA DEL SHERATON……………………………..
4. LOS 40 AÑOS
DEDICATORIA

ESTE TRABAJO ESTÁ DEDICADO CON MUCHO RESPETO

Y CARIÑO A NUESTRA PROFESORA QUIEN DURANTE ESTE

PERIODO NOS HA BRINDADO TODOS SUS CONOCIMIENTOS

PARA NUESTRA FORMACIÓN ACADÉMICA.

ADEMÁS TAMBIÉN A NUESTROS PADRES QUE DIA A DIA

ESTÁN JUNTO A NOSOTROS.


AGRADECIMIENTO

Agradecemos a la Universidad Peruana loS Andes, por

habernos abierto las puertas de este prestigioso

templo del saber, cuna de buenos profesionales.

Al finalizar un trabajo tan arduo y lleno de dificultades

como el desarrollo del hotel sheraton .


1. Introducción:

En una combinación de excepcionales niveles de comodidad y lo mejor de la


hospitalidad peruana, el Sheraton Lima Hotel & Convention Center es una
excelente opción para las personas que viajan por negocios o por placer en el
mundo de hoy. Ubicado convenientemente en la entrada al centro histórico de
Lima, estamos a sólo 15 minutos del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez.

Conéctese con el trabajo, la familia y la diversión en nuestro "destino de


conexión" del lobby, el nuevo Link@Sheraton con Microsoft. Nuestra última
innovación tecnológica ofrece modernas estaciones de trabajo con acceso a
Internet de alta velocidad con cable e inalámbrico, un creativo y acogedor
diseño y un cálido ambiente, que permitirán a nuestros huéspedes permanecer
en contacto con aquello que les es más importante.

La tradición peruana se sumerge en un entorno contemporáneo bañado de luz


natural en las áreas públicas. Disfrute de las comodidades y los servicios cinco
estrellas en nuestras 431 habitaciones extra grandes y en todo el hotel, con
acceso a Internet, un centro de negocios y numerosas oportunidades
recreativas.

Comparta una noche memorable probando una amplia variedad de platos de


cocina peruana e internacional en nuestros dos restaurantes y bar. Tenemos
capacidad para eventos de todo tipo, desde reuniones de negocios pequeñas
hasta conferencias grandes y ocasiones sociales, en nuestras extensas
instalaciones para reuniones y banquetes.

Alguna vez conocida como la "Ciudad de los Reyes," Lima está rodeada de una
historia intrigante cercada de misterios de los antiguos Incas. Las calles de
la ciudad, impregnadas de tradición y rebosantes de esplendor histórico,
están adornadas con reliquias antiguas.

El Sheraton Lima Hotel & Convention Center es un excelente lugar para


disfrutar el encanto, la calidez, la atención personal y los servicios de Lima.

2. Historia

2.1 Historia de la franquicia

2.1.1 Los fundadores

En 1937, los emprendedores de la costa este Ernest Henderson y Robert


Moore hicieron planes para crear una cadena de hoteles. Comenzaron
comprando el Hotel Stonehaven en Springfield, Massachusetts. Su objetivo
era crear una red de hoteles desde la cual los clientes pudieran experimentar
un nivel consistente de servicios, que pudieran demandar de todos los hoteles
con el nombre Sheraton. Estos mismos principios formaron la columna
vertebral de la declaración de su misión hasta el día de hoy.

2.1.2 El comienzo
Henderson y Moore pasaron los comienzos de 1940 expandiendo su cadena de
hoteles comprando hoteles incipientes, en su mayoría a través del área de
Boston. Se expandieron aún más hacia los mercados de Nueva York, Filadelfia
y Nueva Inglaterra. Para 1945 tenían hoteles en cada estado a lo largo de la
costa este. En 1949 la corporación Sheraton hizo historia convirtiéndose en
una compañía públicamente cotizada, la primera cadena de hoteles en ser
listada en la bolsa de comercio de Nueva York. En 1949, la compañía alcanzó
otro hito cuando adquirió dos hoteles canadienses, tornándola una cadena de
hoteles internacional.

2.1.3 El nombre

El nombre Sheraton tiene una historia más auspiciosa de lo que podrías


pensar. Surgió cuando uno de los hoteles que compraron Henderson y Moore,
denominado hotel Sheraton, tenía un cartel que era simplemente demasiado
costoso derribar. Entonces tomaron la decisión en nombrar del mismo modo a
todos los otros hoteles, y agregarles una señalización.

2.1.4 Marcas

Junto a la marca básica Sheraton, la cadena también ofrece una experiencia


de alojamiento de medio nivel por medio de los cuatro puntos de la marca
Sheraton. Las marcas St. Regis, Luxury Collection y Le Meridien
(internacional) ofrecen diferentes grados de alojamiento de alto nivel,
mientras que la marca Hotel W ofrece servicios de hotel de estilo
vanguardista moderno.

2.1.4

Veinte pisos, 431 habitaciones, piscina al aire libre y un hall repleto de espejos,
alfombras rojas y fuentes de aguas cristalinas, dejaron asombrados a los limeños de
comienzos de los años ‘70. Era el primer hotel de una cadena extranjera en el país. Uno
de cinco estrellas. Nada menos.
Los vecinos no podían creer que en el mismo lugar donde hacía solo doce años purgaban
condenas por homicidio, asalto o robo cientos de reclusos, se alzara una hermosa mole
de cemento de la entonces Compañía ITT Sheraton, que en 1968 decidió abrir cuatro
sucursales en Latinoamérica: Río de Janeiro, Buenos Aires, Santiago y Lima.

La obra empezó a construirse en setiembre de 1970, en la primera cuadra de Paseo de


la República, a pocos metros del popular ‘zanjón’ de Bedoya, gracias a los planos del
arquitecto peruano Ricardo Malawchowski Benavides y del estadounidense Edward Durell
Stone.

3 Hotel Sheraton de Lima

3.1 Ubicación

Ubicado en la primera cuadra de la Av. Paseo de la República, en el corazón


de nuestra ciudad, el Lima Sheraton Hotel comenzó su edificación el 28 de
setiembre de 1970, ocupando el terreno de lo que antes fue la penitenciaría.

3.2 Orígenes y vida del “Sheraton”

“En el terreno donde estuvo casi 100 años la Penitenciaría de Lima, conocido
como el ‘Panóptico’ (1862-1961), se alzó un moderno edificio, que abrió sus
puertas al público el 1 de marzo de 1973. Conocer sus momentos de gloria,
pero también de sus oscuros pasajes”

20 pisos, 431 habitaciones, piscina al aire libre y un hall repleto de espejos,


alfombras rojas y fuentes de aguas cristalinas, dejaron asombrados a los
limeños de comienzos de los años ‘70. Era el primer hotel de una cadena
extranjera en el país. Uno de cinco estrellas. Nada menos.

Los vecinos no podían creer que en el mismo lugar donde hacía solo doce años
purgaban condenas por homicidio, asalto o robo cientos de reclusos, se alzara
una hermosa mole de cemento de la entonces Compañía ITT Sheraton, que en
1968 decidió abrir cuatro sucursales en Latinoamérica: Río de Janeiro,
Buenos Aires, Santiago y Lima.
3.3 Instalaciones

El Hotel Sheraton cuenta en sus instalaciones con dos restaurantes, piscina,


gimnasio e incluso una cancha de tenis. Asimismo cuenta con 431 habitaciones,
incluyendo 21 suites y 2 habitaciones para discapacitados. Asimismo tiene 7
salas de conferencias teniendo, la mayor de ellas, una capacidad superior a
1.000 personas

Las habitaciones cuentan con:


• Aire acondicionado con control individual.
• Radio.
• Televisión por cable a color con 86 canales.
• Teléfono con discado directo local e internacional.
• Correo de mensajes.
• Escritorio en las habitaciones.
• Conexión para fax.
• Servicio de Internet.

Cada cierto tiempo, escuchamos a los adultos mayores decir que Lima está
cambiando, que la modernidad ha llegado. Eso pasa cada vez que nos encontramos
con nuevas infraestructuras, tecnologías o costumbres. Y exactamente así ocurrió
cuando se inició la construcción del Sheraton Hotel, centro de alojamiento que se
convirtió en insignia de lo moderno, en la Lima de los años ‘70.

La cadena de hoteles Sheraton comenzó su aventura en el rubro de servicios en


1937, cuando los entusiastas estadounidenses Ernest Henderson y Robert Moore
compraron el Hotel Stonehaven en Springfield, Massachusetts.

Tal fue el éxito de su empresa que pronto expandieron su negocio por todo Estados
Unidos. Y reconocidos ya como una cadena hotelera exitosa, fueron los primeros en
cotizar en la bolsa de valores de Nueva York.
En 1949 se inició su internacionalización con la compra e instalación de nuevos
Sheraton en Canadá. Mientras que su llegada a América Latina y a Medio Oriente
se daría en la década del 60, siendo el Macuto Sheraton Hotel, en Venezuela, el
primero en inaugurarse en esta parte del continente.

El Sheraton de Lima

Ubicado en la primera cuadra de la Av. Paseo de la República, en el corazón de


nuestra ciudad, el Lima Sheraton Hotel comenzó su edificación el 28 de setiembre
de 1970, ocupando el terreno de lo que antes fue la penitenciaria.

La franquicia norteamericana encargó al arquitecto peruano Ricardo Malawchowski


Benavides y al estadounidense Edward Durell Stone la elaboración de los planos de
esta grandiosa obra que, junto a la torre del Centro Cívico de Lima, formarían por
aquella época los edificios más grandes e importantes de la ciudad.

Durante más de dos años se empleó un promedio de 600 obreros diariamente,


cumpliéndose con el plazo establecido de entrega de la edificación de 20 pisos, la
cual seguiría los estándares de calidad y servicio de sus pares en el resto de
mundo.

Es así que nuestro primer cinco estrellas internacional debía contar con amplias y
cómodas habitaciones, donde primaría la decoración precolombina, salones de
esparcimiento, auditorios, piscina, los ascensores más veloces (750 pies por
minuto), estacionamientos de tres niveles, entre otros servicios.

Sin ceremonia de inauguración debido a la salud quebrantada del entonces


presidente, el general Juan Velasco Alvarado, y recibiendo como primeros
huéspedes a tres matrimonios que decidieron pasar su luna de miel en las lujosas
suites, el Sheraton comenzaría sus operaciones el 1 de marzo de 1973.

Con copas en alto y la presencia de representantes ejecutivos del hotel, huéspedes


y personal de servicio, se procedió a realizar el brindis de apertura, informándose
que la inauguración oficial de postergaría para principios de abril de ese año.

Testigo de concreto

A lo largo de su historia, el Lima Sheraton Hotel ha sido testigo mudo de


muchísimos acontecimientos sociales, políticos, deportivos y festivos, realizados
tanto en su interior como en sus alrededores.
De esta manera, podemos mencionar que una de las primeras celebridades
hospedada fue la recordada actriz venezolana Lupita Ferrer, quien en los años 70
era más conocida como Esmeralda, una heroína de telenovela.

Más adelante, conocieron sus habitaciones delegaciones deportivas, políticos de


visita oficial y otras celebridades que optaron por alojarse en el novísimo hotel, en
su paso por nuestra ciudad.

Sin embargo, vale la pena resaltar dos acontecimientos muy fuertes que marcaron
su destino.

El primero fue la huelga policial del 5 de febrero de 1975, protesta contra la


dictadura de Velasco Alvarado que desencadenó en vandalismo, saqueo y caos por
toda la capital. Precisamente, las avenidas Wilson y Paseo de la República fueron
tomadas por los agitadores, quienes en su afán de protagonismo, apedrearon el
frontis del hotel, dañando algunas estructuras, así como también el edificio
contiguo del Centro Cívico.

Los 40 años del Hotel Sheraton de Lima

En el terreno donde estuvo casi 100 años la Penitenciaria de Lima, conocido


como el ‘Panóptico’ (1862-1961), se alzó un moderno edificio, que abrió sus
puertas al público el 1 de marzo de 1973. El Hotel Sheraton, uno de los
principales de una famosa cadena internacional, cumplió este mes 40 años.
Conocer sus momentos de gloria, pero también de sus oscuros pasajes, es lo
que puede leer en este post.
Entre los rumores que los limeños curiosos desperdigaban por la ciudad, figuraban
las numerosas versiones de que, en medio de la noche, entre las columnas y paredes
recién levantadas, aparecían los fantasmas de los fusilados en el antiguo Panóptico,
la Penitenciaría de Lima (1862-1961), construido en el mismo lugar, en tiempos del
presidente Ramón Castilla.

Fueron dos años y medio de duro trabajo, pero todo estaba listo para funcionar a
fines de febrero de 1973. Había costado 520 millones de soles de la época.

El Sheraton abrió sus puertas con una ceremonia sin estridencias, a las 3 y 20 de la
tarde de ese jueves 1 de marzo de 1973. En el hall se reunieron ejecutivos de la
cadena hotelera, junto con algunos de los primeros 29 clientes. Todos se
hospedaron en el quinto piso.

El viernes 2 de marzo, el reportero de El Comercio describía: “En el extremo de un


espejo de agua de más de 20 metros de largo, se ve imponente un cuadro de Machu
Picchu a todo color e iluminado, que es el atractivo principal de los asistentes”.

Entre luces y sombras

A lo largo de sus 40 años, el Hotel Sheraton de Lima vivió crisis, pero también
momentos gloriosos. Una de las figuras de los años 70 más recordadas fue la actriz
venezolana Lupita Ferrer, famosa por las telenovelas que protagonizaba. Cada vez
que llegaba a Lima, la Ferrer se hospedaba infaltable en una suite del Sheraton.

El hall del hotel mantenía la simetría entre lo moderno y lo clásico.

En los últimos años de la década de 1970, su imagen de gran hotel urbano se


consolidó. En él se quedaron a disfrutar cantantes famosos como José Luis
Rodríguez ’El Puma’ o el español Miguel Bosé, así como presidentes y jefes de
Estado de todos los continentes.
Por su cercanía al Estadio Nacional, el hotel se convirtió en estratégico para
acoger a delegaciones deportivas, como equipos de fútbol o selecciones nacionales,
que no deseaban desplazarse hasta Miraflores o San Isidro.

Uno de los instantes más dramáticos que vivieron sus huéspedes fue cuando, apenas
a dos años de su apertura, sufrió la violencia de los revoltosos que dañaron su
fachada aprovechando una huelga policial, en los primeros días de febrero de 1975.

Sin embargo, para 1981 el hotel contaba con un reconocido prestigio internacional,
que llevó a que la Corporación Mundial Sheraton le diera el galardón del mejor
Hotel Sheraton de Latinoamérica.

A mediados de los 80 eran clásicos los mítines políticos ante su frontis y


ocasionalmente se convertía en sitio de descanso de sus protagonistas.

Los cierres campañas del ex alcalde de Lima, Alfonso Barrantes Lingán; o el del
joven candidato aprista, Alan García Pérez, tuvieron como fondo la fachada del
hotel de cinco estrellas.

Pero, sin duda, fue el asesinato de Marita Alpaca Raa el hecho más grave que
ocurrió dentro de sus instalaciones.

El suceso quedó grabado en la memoria de toda una generación. La noche del 19 de


agosto de 1990, el banquero Leandro Reaño arrojó a su novia Marita del piso 19. La
víctima cayó al borde la piscina del hotel. El de Marita fue el único caso policial que
vinculó al hotel con las páginas rojas de los diarios.

El nombre que hoy lo distingue es el Sheraton Lima Hotel & Convention Center,
pero todos le decimos “el Sheraton”, como algo ya familiar dentro de la capital.