Está en la página 1de 14

Estudio de urbanismo y paisajismo para el puente del corregimiento Las

Brisas municipio del Carmen de Darién, departamento del Chocó.

Concepto de urbanismo

El concepto de urbanismo en arquitectura, está ligado con la concepción territorial

de las ciudades sin importar el tamaño de estas, se entiende por urbanismo a la

manera en la que se planifica y determina los espacios que estarán presentes

físicamente en una ciudad, El objetivo final del urbanismo es proveer a la población

de bienestar a través de la correcta planificación y determinación de los espacios.

El Desarrollo Urbano Sostenible tiene como objetivo generar un entorno urbano que

no atente contra el medio ambiente, y que proporcione recursos urbanísticos

suficientes, no sólo en cuanto a las formas y la eficiencia energética y del agua, sino

también por su funcionalidad, como un lugar que sea mejor para vivir, Existen tres

aspectos que han de implementarse para que el desarrollo que se propone no

comprometa la supervivencia de las generaciones futuras:

Sostenibilidad medioambiental Puente Las Brisas

El urbanismo ha de provocar la menor alteración del ecosistema en el que se

inserta: causar el menor impacto posible sobre el medio ambiente y el territorio,

consumir la menor cantidad de recursos y energía y generar la menor cantidad

posible de residuos y emisiones.


Sostenibilidad económica

El proyecto ha de ser económicamente viable para no comprometer más recursos

económicos que los estrictamente necesarios, puesto que éstos son siempre

limitados, y las necesidades de la sociedad, siempre superiores a los recursos

disponibles.

Sostenibilidad social

Se exigirá de cualquier proyecto urbano denominado que responda a las demandas

sociales de su entorno, mejorando la calidad de vida de la población, y asegurando

la participación ciudadana en el diseño del proyecto.

El Urbanismo Sostenible debe prestar especial atención al ahorro energético, del

agua y de los recursos, a la gestión de los residuos, al impacto acústico y a la

creación de un entorno agradable a partir de una red de zonas verdes, el diseño de

las ciudades debe minimizar las distancias de traslado entre vivienda, trabajo y

equipamientos y, a su vez, promover el desplazamiento en transporte colectivo, a

pie o en bicicleta, la participación de los usuarios es imprescindible para un buen

diseño, planificación, ejecución y la posterior gestión.

El concepto de paisaje

El paisaje como definición El evidente crecimiento de la noción de paisaje en las

últimas décadas del siglo XX, no es un hecho gratuito o de fugaz moda, es más

bien, una cuestión que obedece a las necesidades y expectativas de unas

sociedades cada vez más complejas, asentadas en unos territorios en continua


transformación, y cuya relación pasa por un proceso de adaptación no siempre

consecuente en su interdependencia. Este imperioso proceso en el que se cotejan

lugares de habitabilidad y producción con aspiraciones humanas, ha producido

diversos escenarios, fundamentados en idearios que las mismas sociedades

construyen, que cambian y que se adaptan a las dinámicas de ellas, pero que en

ocasiones resultan desfasados.

Aunque en el fondo, casi todas las definiciones de paisaje coinciden, en su esencia,

se aprecian algunas diferencias relacionadas con el área disciplinar que expone la

acepción o ligadas a condiciones particulares de la cultura que las emite. Los

distintos estudiosos del tema acuden a dos estrategias para dimensionar el

concepto de paisaje: en primer lugar, ir hasta a su origen etimológico para encontrar

pistas que puedan clarificar este panorama; y en segundo, hacer una revisión

histórica de los procesos a través de los cuales la humanidad ha idealizado y

formalizado su territorio, haciendo la salvedad de que en dicha revisión interesa el

modelo ontológico subyacente, los hechos que produjeron este modelo y sus

implicaciones. En la primera estrategia, paisaje proviene del vocablo país que en su

raíz latina pagus, significa tierra, allí se origina la actual noción de país como un

trozo de territorio que comparte un grupo humano determinado, también de allí

proviene la palabra paisano-paisanos con la que definimos aquel grupo de

individuos que comparten un lugar (país), un lenguaje, una forma de

comportamiento y una visión del mundo.


Estas primeras definiciones empiezan a delimitar el tema de estudio, pero ellas en

sí mismas aún distan mucho de aclarar el término paisaje en su versión completa.

De todas formas, cabe mencionar la aceptación de un territorio, como hecho físico,

y ahora como hecho virtual, como primera condición a la posterior existencia del

paisaje. La segunda condición vendría dada por la presencia de unos seres

pensantes -los humanos- capaces no solo de habitar sino de transformar un

territorio cargándolo de significados. Este hecho, sugiere una evolución constante

cuya interpretación está mediada por los referentes culturales de cada sociedad.

El paisaje de cada momento, ha ido emergiendo e incorporándose al conocimiento

a través de un proceso gradual que primero lideraron la literatura y la pintura, y que

luego vio incorporarse a la arquitectura y al cine. «Tomar distancia» respecto del

territorio para devolverse en la mirada y entresacar su esencia, es la estrategia a

seguir para construir una interpretación de él.

Aunque parezca muy abrupto enunciarlo así, es casualmente esta interpretación

del territorio, la que define con claridad, y por ahora, el concepto de paisaje. Cuando

se revisan los acontecimientos históricos que hicieron manifiesta la existencia del

paisaje, se corrobora un proceso creciente por medio del cual la humanidad se

apartó de la estricta relación materialista con su territorio para asumirlo desde una

dimensión quizá más espiritual, consecuente con la compleja capacidad humana.

Esta nueva forma de relación solo fue extensible a la sociedad cuando los artistas

idearon maneras de formalización nacidas de cada momento y de cada cultura pero

inventadas y recreadas para el disfrute social.


Calidad paisajística y entorno urbano

La definición de la calidad paisajística plantea no pocos problemas para su

cuantificación. Aunque existen métodos cuantitativos referidos a las características

propias de la geometría y morfología, elementos tales como la litografía, el agua,

la vegetación, el fondo, hacen muy difícil una medida objetiva del paisaje.

Se requiere en muchos casos a medidas con un gran componente subjetivo que

suele valorar aspectos tales como texturas, colores, variación cromática, contraste

entre las partes, presencia de elementos singulares.

En líneas generales y en lo referente al urbanismo se puede decir que son tres los

factores que influyen fundamentalmente en la afección al paisaje, La altura de

las construcciones, la forma de las edificaciones, Los materiales utilizados.

Aunque los Planes de ordenamiento dan en muchos casos referencias sobre

materiales acordes con el entorno y limitan la tipología, altura y número de las

edificaciones; solo el sentido común y cierta sensibilidad permiten dar con

soluciones óptimas o al menos aceptables.

Una de las normas principales, y más en entornos rurales o en el caso de las

edificaciones aisladas, es el respecto a las construcciones tradicionales del área de

actuación, tanto en los materiales empleados como en el diseño de la construcción.

El uso de materiales que muchas veces encarecen la construcción, como la piedra


o la madera, son imprescindibles para mantener la unidad formal y paisajística de

muchos municipios.

La adecuación en colores y texturas que da el uso de materiales tradicionales

también es imprescindible en muchos casos.

La distribución de las edificaciones en el espacio, respetando criterios de ordenación

racionales o la interposición de barreras naturales entre las mismas y el conjunto

del paisaje son también soluciones frecuentes que permiten sin un gran coste

económico integrar nuevas zonas urbanizadas en núcleos urbanos consolidados o

en la proximidad de espacios naturales protegidos.

Impacto paisajístico puente las Brisas

El impacto paisajístico de las nuevas construcciones siempre debe de ser tenido en

cuenta al ser de difícil o imposible solución una vez ejecutado.

El paisaje es muchas veces un factor principal para mantener la integridad de un

ecosistema o para asegurar la viabilidad económica de pueblos que tienen en la

actividad turística una de sus principales fuentes de ingresos, La integración

paisajística de todo nuevo proceso urbanizador es una exigencia por

motivos ambientales y económicos, y actualmente está siendo regulada por las

diferentes Comunidades Autónomas que están legislando leyes del paisaje bastante

estrictas y exigiendo para desarrollos urbanísticos, industriales o

de infraestructuras estudios de integración paisajística que pretenden armonizar


este elemento y tratarlo como uno preponderante dentro de las diferentes variables

medioambientales.

Fuentes de agua, urbanismo y paisaje

La existencia de cauces de agua en las proximidades o en zonas distantes pero que

vayan a soportar la descarga de aguas procedentes de las nuevas

zonas urbanizadas, de acuíferos cuya recarga soporte aguas derivadas del nuevo

uso del suelo, modificaciones en el trazado de los cursos de agua o la realización

de obras de infraestructura sobre las mismas son algunas de las acciones que

exigen estudios hidrológicos, la determinación de las zonas inundables es un

requisito imprescindible para desarrollar cualquier tipo de actividad urbanística.

Asimismo la realización de cualquier infraestructura precisa asegurar que en

condiciones extremas de pluviometría no habrá un desvío del cauce o una

ampliación de la zona inundable.

El estudio de las dimensiones de redes de abastecimiento, saneamiento y pluviales

son tenidas en cuenta en los proyectos constructivos pero deben adecuarse a los

requerimientos hídricos de las cuencas. La depuración de las aguas es un requisito

imprescindible en muchos casos para cumplir la legalidad vigente, la construcción

de redes secundarias que aprovechan las aguas residuales y son destinadas al

riego de jardines o a la agricultura tienen un crecimiento importante en los

planeamientos urbanísticos actuales debido a la legislación y a criterios

económicos, cuyo peso se irá incrementando en los próximos años.


Las dimensiones de las depuradoras deben permitir la reutilización de las aguas con

unos criterios de calidad suficientemente amplios o su vertido a los cauces públicos

evitando alteraciones de los cauces fluviales, la gestión del agua en el urbanismo,

y actividades como la agricultura o la industria, deben minimizar el consumo de la

misma, asegurar su reutilización y el vertido en condiciones ecológicas aceptables;

mediante la implantación de un Plan de Gestión del Agua. Los problemas actuales

de sequía hacen que las demandas sociales y gubernamentales en su uso sean

cada vez más restrictivas.

Justificación de necesidades Puente corregimiento Las Brisas

Dentro de la justificación básica para el requerimiento de la construcción de

infraestructura se prioriza la economía de la zona caracterizada por productos

agrícolas y extracción de madera, igualmente el sobrecosto económico y aumento

en los tiempos de movilidad de la población en la zona que determinan las condiciones

de vida y los índices de calidad de vida así como un pleno desarrollo económico y

social a través de la comunicación y comercialización d los productos y servicios

que brinda la zona, en intercambio y la variación de la economía de transporte

basada en aspectos ambientales y geográficos que determinan la circulación y

movilidad dentro de la región.

Los habitantes de las poblaciones asentadas sobre el río Curvaradó deben realizar

transbordo de sus productos para llevarlos a comercializar a la zona del Urabá Antioqueño

(Mutatá, Chigorodó, Apartadó, Carepa y Turbo) ya que la única vía de transporte terrestre

que existe, se encuentra interrumpida por el río Curvaradó a la altura del corregimiento de

Brisas.
En la actualidad la movilidad de la zona se realiza por medio de un ferry de carga o

planchón el cual está supeditado a las crecientes del nivel de las aguas tanta altas como

bajas por lo que se necesita un nivel óptimo para su correcto funcionamiento

dependiendo de esta manera de factores netamente naturales que afectan el

transporte de todo tipo de enseres y servicios así como la afectación a la libre

movilidad dentro del territorio, causal de bajos niveles en la calidad de vida de los

habitantes de la región.

Existen grupos específicos de la población quienes son los mayores afectados con

la falta de un sistema de comunicación directa entre los 2 puntos entre ellos se

destacan:

La población escolar, quienes diariamente se exponen al cruce en medios de

transporte fluvial, pagando por este servicio y aumentando el tiempo de

desplazamiento hacia las aulas de clase.

Los transportadores de pasajeros, quienes dependen de factores climáticos y

ambientales como el nivel del rio para realizar sus actividades diarias, generando

represamiento en la movilidad o en ocasiones teniendo perdidas económicas al no

poder operar con normalidad, por otro lado esta quienes de manera particular

desean cruzar el rio y dependen de la estabilidad de los medios existentes en la

zona.
Los transportadores de cargas entre ellos, los agricultores, los madereros, los

comerciantes en general que incrementan el costo de sus mercancías por el difícil

acceso al territorio, exponiendo la mercancía a el rápido deterioro debido a las

continuas esperas para acceder al servicio que puede llevarlos a cruzar el rio.

Los enfermos trasladados al hospital de segundo o tercer nivel, quienes dependen

exclusivamente del servicio que cuenta la zona para su transporte, de esta manera

se debe planear con anticipación el desplazamiento y el horario para la atención de

estos pacientes en los diferentes centros asistenciales, siendo el tiempo de espera

determinante para la pronta atención y recuperación de los pacientes.

Según el esquema de ordenamiento territorial del municipio de Carmen de Darién

2014 2016 en su Artículo 11. Objetivos del Modelo: plantea como objetivos

principales a cumplir para el desarrollo del modelo territorial:

1. Garantizar la protección de las áreas de reserva y recursos naturales con que

cuenta el municipio del Carmen del Darién.

2. Garantizar las condiciones de accesibilidad y movilidad a la población entre

asentamientos Urbanos y Rurales.

3. Garantizar la prestación eficiente de los servicios públicos básicos a los diferentes

asentamientos.

4. Garantizar el acceso a los diferentes equipamientos sociales en Educación y

Salud para la totalidad de la población del Municipio del Carmen del Darién.
De lo anterior podemos decir que la obra de infraestructura del puente del

corregimiento de Las Brisas se soporta en la política pública de ordenamiento

territorial donde se pretende garantizar la movilidad en las poblaciones urbanas y

rurales dado soporte legal al proceso de ejecución del proyecto.

El plan de desarrollo departamental (2016-2019), plantea la necesidad de conexión

para la región conformada por los municipios de Rio sucio y Curvaradó.”.

Actualmente la producción productos viene en una sensible recuperación, después

de los efectos negativos producidos por la violencia de los años 90 y principios del

2000, donde los registros de producción de cultivo se bajaron considerablemente

debido a que la población dedicada a estas actividades fueron desplazadas y otras

no se movilizaban por temor a los actores del conflicto.

Parámetros del diseño urbano y conectividad de la región

El espacio público es un elemento urbano que nos permite observar, medir, contar,

analizar y así obtener respuestas objetivas y concretas. Es el emblema de la ciudad,

la base de nuestra sociabilidad. El diseño urbano ha tenido poca influencia en el uso

cotidiano que de él hacen los habitantes del corregimiento las Brisas municipio del

Carmen de Darién, por lo tanto determinar el porqué de su éxito permite conectar

con los más directos beneficiarios: los ciudadanos.

El objetivo del proyecto es entender la influencia del diseño de espacios públicos en

el éxito del espacio público, entendiendo como éxito un lugar en pleno uso, lleno de
actividad y que se convierta en un escenario social donde encontramos a mucha

gente interactuando, en grupos de personas, charlando, sonriendo, usando ese

espacio con regularidad y voluntariamente. Para ello se propine una metodología

de análisis donde la ciudad las Brisas, se convierte en paradigma de la ciudad

ribereña,. El resultado de este análisis concluye que la incidencia del diseño y la

morfología de un espacio público es menor que las numerosas variables

contextuales que influyen sobre él. Esto pone de manifiesto la necesidad del

urbanismo hay de escuchar más a los ciudadanos y a los futuros “clientes” de los

espacios que se proponen, y se hace necesario revertir el proceso de pensamiento

de los espacios urbanos hacia una manera de construir más cercana.

Espacio público para el puente del corregimiento las Brisas

Para la realización del diseño de espacio público se deberá garantizar las área de

sesión y aislamientos en cada uno de las márgenes del rio, es decir que se tendrá

homogeneidad en el diseño en cuanto a vegetación, texturas, colores y materiales

utilizados en el espacio destinado a peatones, así mismo como la correcta

iluminación de estas zonas debidamente especificadas en los planos.

Por otra parte se debe garantizar que el diseño de espacio público cumpla con las

normas mínimas de direccionamiento y señalización en especial en las zonas

destinadas al uso peatonal, el cual deberá estar claramente demarcado y no tendrá

intermitencia o contacto directo con la vía vehicular, esto con el fin de proteger a los

peatones que transiten en diferentes horarios.


Es importante señalizar los accesos, inicio y final de la infraestructura vial, esto con

así como la utilización de colores que indiquen claramente el uso y demarcación de

las zonas de tránsito para cada uno de los usuarios.

Deberá hacerse mayor énfasis en la protección del peatón dado que el tráfico

peatonal será alto debido a la población que utilización de las dos zonas que

comprenden el trazado de la infraestructura vial.

Diseño urbano zonas de afectación puente corregimiento las Brisas

Dado que es una obra nueva de impacto ambiental, se deberá mitigar los daños

ocasionados por la construcción, uso y mantenimiento de la estructura que

conectara las dos riberas, para ello la vegetación jugara un papel importante dado

que es una región maderera se recomienda la utilización y plantación de especies

nativas, cuyas copas de los arboles provean sombra a los peatones y usuarios de

la estructura, igualmente se recomienda el uso de texturas blandas en cada uno de

los extremos es decir zonas verdes o masas de vegetación en piso con el fin de

mejorar la permeabilidad del suelo y reducción de la temperatura producida por los

pavimentos rígidos o flexibles que se utilicen en la construcción.


Anexos

Postulados de diseño