Está en la página 1de 16

“Año de la Lucha Contra la Corrupción e

Impunidad”
PRIMERA FISCALÍA PROVINCIAL PENAL
CORPORATIVA DE PUNO

EXPEDIENTE : 00840-2019-0-2101-JR-PE-02
CASO : 2706014501-2018-1428-0.
IMPUTADO : Jorge Yasmani Salas Chambi.
DELITO : Violación Sexual a Menor de Edad.
AGRAVIADA : Menor de iniciales T.F.G.Q.
FISCAL A CARGO : Estefani Fiorela Mamani Yupanqui.

SEÑOR JUEZ DEL SEGUNDO JUZGADO DE INVESTIGACIÓN


PREPARATORIA DE PUNO.-

ESTEFANI FIORELA MAMANI YUPANQUI, Fiscal


Provincial del Primer Despacho Corporativo de la Primera Fiscalía Provincial
Penal Corporativa de Puno, con domicilio procesal en el jirón Teodoro
Valcárcel Nº 118 (2do piso) de esta ciudad de Puno. En ejercicio de las
atribuciones que me confiere el artículo 159° numerales 1 y 5 de la
Constitución Política del Perú; ante su autoridad me presento y digo:

PETITORIO.-

Al amparo de lo establecido en el artículo 349° del Código Procesal Penal,


formulo REQUERIMIENTO DE ACUSACIÓN1, en contra de JORGE YASMANI
SALAS CHAMBI, por la comisión del Delito Contra la Libertad, en su
modalidad de Violación de la Libertad Sexual, en su forma de Violación
Sexual de menor de edad, previsto y sancionado en el artículo 170° segundo
párrafo numerales 9) y 11) del Código Penal y como tipo base el párrafo
primero del citado artículo, en agravio de la menor de iniciales T.F.G.Q., de 15
años de edad, representada por sus progenitores Marco Antonio Guzmán
Paucar y Lucila Quenaya Campos.

I. INDIVIDUALIZACIÓN DEL IMPUTADO:

Nombres y apellidos : JORGE YASMANI SALAS CHAMBI.


DNI : 48285430.
Sexo : Masculino.
Fecha de nacimiento : 28 de abril de 1994.
Edad : 55 años de edad.
Lugar de nacimiento : Kelluyo-Chucuito-Puno.
Estado civil : Casado.
Grado de instrucción : Superior completa.
1
“La acusación es el medio procesal mediante el cual se informa a una persona -el imputado- que
como resultado de una investigación hay suficiente evidencia para considerarla posible responsable de
un hecho punible y que por tanto se solicitará a un Juez (o un jurado) que así lo declare”. BERNAL
CUÉLLAR, Jaime. 2013. El Proceso Penal – Fundamentos Constitucionales y Teoría General, tomo I,
sexta edición, Bogotá, p. 312.
Nombre del padre : Wilber.
Nombre de la madre : Julia.
Domicilio real : Jirón Leoncio Prado Nº 626 del distrito,
provincia y departamento de Puno (según ficha
RENIEC y apersonamiento).

II. RELACIÓN CLARA Y PRECISA DE LOS HECHOS QUE SE ATRIBUYE


AL IMPUTADO: CIRCUNSTANCIAS PRECEDENTES,
CONCOMITANTES Y POSTERIORES.-

Antecedentes e itinerario procesal

1. En fecha 15 de noviembre de 2018, el profesor de la institución


educativa “María Auxiliadora” Jorge Yasmani Salas Chambi, encargado
de la sección 4° - “A” de Secundaria, organizó y realizó un viaje de
esparcimiento al distrito de Mañazo con el alumnado de dicha sección
encargada, siendo parte de esta la menor agraviada de iniciales
T.F.G.Q. ;al llegar a la ciudad se instalaron en el hospedaje “Marbella”
ubicado en el jirón Tiahuanaco N° 342 del mismo distrito,
circunstancias en que la menor se instaló sola en la habitación N° 115
que se le designó. Que, en fecha 16 de noviembre de 2018, al
promediar las 21:30 horas de la noche, la menor agraviada se
encontraba dormida en el interior de su habitación, circunstancias en
que Jorge Yasmani Salas Chambi ingresó cautelosamente a dicho
cuarto con el propósito de ultrajarla, acercándose a está y tapándole la
boca, al mismo tiempo que la tomaba fuertemente de los brazos y
piernas, diciéndole entre amenazas “ni se te ocurra gritar, sino te
mato, quédate calladita, que lo vas a disfrutar”, a lo que la menor
agraviada intentaba zafarse, siendo inútil sus esfuerzos de ésta debido
a la fuerza que imponía el imputado, instante en que el imputado le
propina una cachetada; mas por el contrario Jorge Yasmani empezó a
tocarle los senos y la zona vaginal, y besándola mientras le quitaba su
prenda íntima –ropa interior-, para luego éste bajarse el cierre de su
bragueta del pantalón, colocarse un condón e introducir su pene en la
vagina de la menor de iniciales T.F.G.Q., todo esto mientras ésta ponía
resistencia, actos que le ocasionaron lesiones en brazos y piernas –
según certificado médico legal N° 008854-L-, instantes en que el
imputado y la menor agraviada se percataron de la presencia de un
niño pequeño –según actuados de iniciales L.F.Q.C de 5 años de edad-
que observaba por una pequeña abertura de la ventana próxima al
pasadizo, empero éste continuó con los actos sexuales. Al concluir con
este acto coital, la menor agraviada en un estado de shock solo atinó a
llorar, en tanto el imputado apretó fuertemente el rostro de la misma y
diciéndole “más te vale no hablar, sino te voy a jalar este año y vas a
repetir, además nadie te creería porque yo soy tu profesor, pero si
decides hablar, te matare a ti y a tus familiares”, posterior a esto se
retiró de la habitación. En fecha 28 de noviembre de 2018, la menor
agraviada de iniciales T.F.G.Q. contó a sus progenitores del hecho
suscitado, es por ello que procedieron a asentar la denuncia
respectiva.
2. Tal acontecer motivó a que el representante del Ministerio Público
tenga conocimiento de los hechos materia de la presente, por lo que
mediante disposición Nº 01-2018-MP-DFP-PFPPC-PDC-PUNO, de fecha
16 de diciembre de 2018 la realización de diligencias preliminares, por
disposición N° 02-2018-MP-DFP-PFPPC-PDC-PUNO, de fecha 5 de marzo
de 2019 se dispone la formalización y continuación de la investigación
preparatoria, debido a que el representante del Ministerio Público
advirtió que existían elementos reveladores de la existencia del delito
y además que se tenía individualizado al presunto responsable del
delito.

3. En esta línea de ideas, conforme al estado actual del proceso y


habiéndose vencido los términos dispuestos para la investigación,
corresponde al momento emitir pronunciamiento por ser su estado, el
mismo que nos ocupamos en las líneas posteriores.

Hechos que se le atribuye al imputado Jorge Yasmani Salas Chambi,


por la comisión del Delito Contra la Libertad Sexual: Circunstancias
precedentes, concomitantes y posteriores.

En fecha 16 de noviembre de 2018, aproximadamente a las 21:30 horas de la


noche, en el interior de una habitación del hospedaje “Marbella” del distrito
de Mañazo, provincia de Puno, el acusado Jorge Yasmani Salas Chambi obligó
a la menor de iniciales T.F.G.Q. a tener acceso carnal vía vaginal, con golpes
en el cuerpo y amenazas.

Circunstancias precedentes

En fecha 15 de noviembre de 2018, el profesor de la institución educativa


“María Auxiliadora” Jorge Yasmani Salas Chambi, encargado de la sección 4°
- “A” de Secundaria, organizó y realizó un viaje de esparcimiento al distrito de
Mañazo con el alumnado de dicha sección encargada, siendo parte de esta la
menor agraviada de iniciales T.F.G.Q.; al llegar a la ciudad se instalaron en el
hospedaje “Marbella” ubicado en el jirón Tiahuanaco N° 342 del mismo
distrito, circunstancias en que la menor se instaló sola en la habitación N°
115 que se le designó.

Circunstancias concomitantes

Al día siguiente, en fecha 16 de noviembre de 2018, al promediar las 21:30


horas de la noche, la menor agraviada se encontraba dormida en el interior
de su habitación, circunstancias en que Jorge Yasmani Salas Chambi ingresó
cautelosamente a dicho cuarto con el propósito de ultrajarla, acercándose a
está y tapándole la boca, al mismo tiempo que la tomaba fuertemente de los
brazos y piernas, diciéndole entre amenazas “ni se te ocurra gritar, sino te
mato, quédate calladita, que lo vas a disfrutar”, a lo que la menor agraviada
intentaba zafarse, siendo inútil sus esfuerzos de ésta debido a la fuerza que
imponía el imputado, instante en que el imputado le propina una cachetada;
mas por el contrario Jorge Yasmani empezó a tocarle los senos y la zona
vaginal, y besándola mientras le quitaba su prenda íntima –ropa interior-,
para luego éste bajarse el cierre de su bragueta del pantalón, colocarse un
condón e introducir su pene en la vagina de la menor de iniciales T.F.G.Q.,
todo esto mientras ésta ponía resistencia, actos que le ocasionaron lesiones
en brazos y piernas –según certificado médico legal N° 008854-L-, instantes en
que el imputado y la menor agraviada se percataron de la presencia de un
niño pequeño –según actuados de iniciales L.F.Q.C de 5 años de edad- que
observaba por una pequeña abertura de la ventana próxima al pasadizo,
empero éste continuó con los actos sexuales.

Circunstancias posteriores

Al concluir con este acto coital, la menor agraviada en un estado de shock


solo atinó a llorar, en tanto el imputado apretó fuertemente el rostro de la
misma y diciéndole “más te vale no hablar, sino te voy a jalar este año y vas
a repetir, además nadie te creería porque yo soy tu profesor, pero si decides
hablar, te matare a ti y a tus familiares”, posterior a esto se retiró de la
habitación. En fecha 28 de noviembre de 2018, la menor agraviada de
iniciales T.F.G.Q. contó a sus progenitores del hecho suscitado, es por ello que
procedieron a asentar la denuncia respectiva.

IV. ELEMENTOS DE CONVICCIÓN QUE FUNDAMENTAN EL


REQUERIMIENTO DE ACUSACIÓN.-
Con los actuados de la investigación desarrollada, se ha llegado a determinar
que existen elementos de convicción que acreditan la existencia del delito de
Violación Sexual de Menor de Edad, así como también la responsabilidad
penal de su autor JORGE YASMANI SALAS CHAMBI. Por lo que, a
consideración de este Despacho Fiscal, los elementos de convicción que
sustentan el presente requerimiento acusatorio se describen de la siguiente
manera:

Proposiciones fácticas Elemento de convicción

1 En fecha 15 de noviembre de 2018, Acta de denuncia verbal de


el profesor de la institución fecha 28 de noviembre de
educativa “María Auxiliadora” Jorge 2018, donde consta que la
Yasmani Salas Chambi, encargado menor de iniciales T.F.G.Q. fue
de la sección 4° - “A” de Secundaria, ultrajada sexualmente por el
organizó y realizó un viaje de imputado Jorge Yasmani Salas
esparcimiento al distrito de Mañazo Chambi.
con el alumnado de dicha sección
encargada, siendo parte de esta la
menor agraviada de iniciales T.F.G.Q.
;al llegar a la ciudad se instalaron en
el hospedaje “Marbella” ubicado en
el jirón Tiahuanaco N° 342 del
mismo distrito, circunstancias en
que la menor se instaló sola en la
habitación N° 115 que se le designó.
Que, en fecha 16 de noviembre de
2018, al promediar las 21:30 horas
de la noche, la menor agraviada se
encontraba dormida en el interior de
su habitación, circunstancias en que
Jorge Yasmani Salas Chambi ingresó
cautelosamente a dicho cuarto con
el propósito de ultrajarla,
acercándose a está y tapándole la
boca, al mismo tiempo que la
tomaba fuertemente de los brazos y
piernas, diciéndole entre amenazas
“ni se te ocurra gritar, sino te mato,
quédate calladita, que lo vas a
disfrutar”, a lo que la menor
agraviada intentaba zafarse, siendo
inútil sus esfuerzos de ésta debido a
la fuerza que imponía el imputado,
instante en que el imputado le
propina una cachetada; mas por el
contrario Jorge Yasmani empezó a
tocarle los senos y la zona vaginal, y
besándola mientras le quitaba su
prenda íntima –ropa interior-, para
luego éste bajarse el cierre de su
bragueta del pantalón, colocarse un
condón e introducir su pene en la
vagina de la menor de iniciales
T.F.G.Q., todo esto mientras ésta
ponía resistencia, actos que le
ocasionaron lesiones en brazos y
piernas –según certificado médico
legal N° 008854-L-, instantes en que
el imputado y la menor agraviada se
percataron de la presencia de un
niño pequeño –según actuados de
iniciales L.F.Q.C de 5 años de edad-
que observaba por una pequeña
abertura de la ventana próxima al
pasadizo, empero éste continuó con
los actos sexuales. Al concluir con
este acto coital, la menor agraviada
en un estado de shock solo atinó a
llorar, en tanto el imputado apretó
fuertemente el rostro de la misma y
diciéndole “más te vale no hablar,
sino te voy a jalar este año y vas a
repetir, además nadie te creería
porque yo soy tu profesor, pero si
decides hablar, te matare a ti y a tus
familiares”, posterior a esto se retiró
de la habitación. En fecha 28 de
noviembre de 2018, la menor
agraviada de iniciales T.F.G.Q. contó
a sus progenitores del hecho
suscitado, es por ello que
procedieron a asentar la denuncia
respectiva.
2 Acta de entrevista única, de
fecha 10 de diciembre de 2018,
en el cual la menor agraviada
relata sobre los hechos
imputados a Jorge Yasmani
Salas Chambi y se desprende:
“...me tomó por la fuerza, me
apretó fuertemente de los
brazos y abusó de mí y yo le
dije que parara y que ya no
continuara, más el siguió
persistiendo, utilizó condón (...)
COMO TE SENTÍAS EN ESE
MOMENTO me sentía mal (…)
además un niño nos vio por el
huequito de la ventana, pero a
él no le importó que nos viera y
continuó con sus actos…”.

3 Certificado médico legal Nº


006655-G, de fecha 2 de
diciembre de 2018, expedido a
favor de la menor de iniciales
T.F.G.Q., en la que concluyó:
“...Al examen de integridad
sexual (...) Himen: Desgarro
completo antiguo a horas VI,
orificio himeneal amplio (2.5
cm.) Conclusiones: Presenta
signos de desfloración
himeneal antigua...”.

4 Certificado médico legal N°


008854-L, de fecha 2 de
diciembre de 2018, practicado
a la menor de iniciales T.F.G.Q.,
concluye que presenta lesiones
corporales traumáticas,
otorgándole una atención
facultativa de (01) un día e
incapacidad médico legal de
(02) dos días.

5 Certificado médico legal Nº


00203-PF-AR, de fecha 3 de
noviembre de 2018, practicado
a la menor agraviada de
iniciales T.F.G.Q., concluye que
no se observaron
espermatozoides en la cavidad
vaginal.

6 Protocolo de pericia psicológica


Nº 008800-2018-PSC, de fecha
12 de diciembre de 2018,
practicada a la menor
agraviada, narra los hechos
que sucedió en fecha 16 de
noviembre de 2018, en la que
se concluye: “...1. Indicadores
de afectación psicológica
asociado a motivo de
evaluación. 2. Inteligencia por
debajo de la normalidad. 3.
Persona vulnerable...”.

7 Acta de constatación de fecha


30 de mayo de 2019, en el
hospedaje “Marbella” ubicado
en el jirón Tiahuanaco N° 342
del distrito de Mañazo, del cual
se desprende la existencia de
la habitación N° 115, así como
el registro de huéspedes de los
días 15 y 16 de noviembre de
2018.

8 Declaración testimonial de Julia


Cáceres Condori, de fecha 8 de
febrero de 2019, manifestó que
a la menor de iniciales T.F.G.Q.,
docente de la institución
educativa de la menor
agraviada, quien señala que vio
caminar sospechosamente
fuera de la habitación al
imputado Jorge Yasmani Salas
Chambi el día 16 de noviembre
de 2018.

9 Declaración referencial del


menor de iniciales L.F.C.Q., de
fecha 9 de febrero de 2019, de
la cual se desprende que solo
vio un señor que estaba en un
cuarto, en la cama y que hacía
muchos ruidos en la habitación
del lugar de los hechos.
V. GRADO DE PARTICIPACIÓN ATRIBUÍDO AL IMPUTADO.-
En este extremo, conviene precisar lo expuesto por la doctrina en torno al
análisis de la configuración típica del delito de Violación Sexual de Menor de
Edad: “El sujeto activo, agente o autor puede ser cualquier persona al no
especificar el tipo penal alguna calidad especial que debe reunir. 2”.
Presupuesto que vincula al acusado Jorge Yasmani Salas Chambi.
• Siendo ello así, de conformidad con lo dispuesto por el artículo 23º del
Código Penal3 vigente, se le atribuye al imputado JORGE YASMANI
SALAS CHAMBI, la condición de AUTOR del delito Contra la Libertad,
en su modalidad de Violación de la Libertad Sexual, en su forma de
Violación Sexual de menor de edad.
VI. CIRCUNSTANCIAS MODIFICADORAS DE LA RESPONSABILIDAD.-
Analizados los artículos 20° al 22° del Código Penal, si existen circunstancia
modificatoria de la responsabilidad penal, cual es de responsabilidad
restringida.
VII. LEY PENAL QUE TIPIFICA EL HECHO Y CUANTÍA DE LA PENA
SOLICITADA.-
Ley penal que tipifica el hecho
La conducta desarrollada por el acusado JORGE YASMANI SALAS CHAMBI,
se encuadra en el tipo penal de Violación Sexual de Menor de Edad,
regulado por el artículo 170° segundo párrafo numeral 9) y 11) del Código
Penal y como tipo base el párrafo primero del citado artículo, cuyo tenor
literal es el siguiente: “El con violencia física o psicológica, grave amenaza, o
aprovechándose de un entorno de coacción o de cualquier otro entorno que
impida a la persona dar su libre consentimiento, obliga a esta a tener acceso
carnal por vía vaginal, anal o bucal o realiza cualquier otro actos análogo,
con la introducción de un objeto o parte del cuerpo por alguna de las dos
primeras vías (…). La pena privativa de libertad será no menor de veinte ni
mayor de veintiséis años en cualquiera de los casos siguientes: (…) 9.- Si el
agente a sabiendas, comete la violación sexual en presencia de cualquier
niña, niño o adolescente. (…) 11.- Si la víctima tiene entre catorce y menos
de dieciocho años de edad…”.
2
SALINAS SICCHA, Ramiro. (2005). Derecho Penal, parte especial, editorial Moreno, p. 234.
3
El artículo 23 del Código Penal peruano, establece al autor en términos generales como: “El que
realiza por sí o por medio de otro el hecho punible y los que lo cometen conjuntamente”. De la
definición legal, se desprende a su vez tres clases de autorías: En primer término, el autor directo es el
que domina al acontecimiento descrito en el tipo, debido a que comprende con su conducta el inicio
de la ejecución de propia mano, es lo que se ha denominado el dominio de acción, características de
la autoría inmediata (“el que realiza por sí”). En segundo lugar, se puede dominar los acontecimientos
fácticos y típicos, utilizando para ello un instrumento, un tercero, es decir, sin tener o estar físicamente
presente en la realización del evento criminal, obviamente es un dominio de la voluntad que
caracteriza a la autoría mediata (“o por medio de otro). En tercer y último lugar, se puede dominar la
realización del tipo dividiéndose el trabajo con otros sujetos, poseyendo durante la ejecución, un
dominio funcional del hecho, previo acuerdo en común, esto caracteriza a la coautoría (“y los que lo
cometen conjuntamente”). (La negrita es nuestro).
Sobre el particular, conviene anotar además lo expuesto a nivel de doctrina
acerca de la conducta típica que configura el delito incriminado al acusado,
para el profesor Donna: “Abusa sexualmente la persona que realiza actos
corporales de tocamiento o acercamiento, de carácter sexual, con persona
de uno o de otro sexo, o cuando mediare violencia, abuso coactivo o
intimidatorio de una relación de dependencia, de autoridad o de poder o
aprovechándose de que la víctima, por cualquier causa, no haya podido
consentir libremente la acción 4”. En el mismo sentido enseña que el uso de la
violencia debe entenderse como el empleo de violencia material, esto es
energía física aplicada por el autor sobre la víctima o en su contra con el fin
de anular o vencer su resistencia y con ello abusar sexualmente, la
resistencia es cuando la víctima se opone y exterioriza tal oposición, sin que
sea necesario que la misma sea desesperada y que haya vencido todos los
esfuerzos y en cambio el uso de la amenaza consiste en todo acto de
violencia moral idóneo para producir temor en el ánimo del sujeto pasivo, en
forma tal que éste se encuentre obligado a soportar o ejecutar la acción que
el agente propone5.
Por su parte el profesor Creus, indica: “Cuando el consentimiento de la
víctima falta en absoluto, porque el autor le impone su voluntad o porque
aquélla no puede prestar un consentimiento mínimamente válido, se da la
figura de la violación6”.
En nuestro país, Salinas Siccha, refiere: “El delito de Violación Sexual se
configura cuando el agente o sujeto activo haciendo uso de la violencia o
amenaza grave logra realizar o tener acceso carnal u otro análogo con la
víctima sin contar con su consentimiento o voluntad, el acceso carnal o acto
sexual se realiza en contra de la voluntad del sujeto pasivo. El verbo obligar
utilizado en la redacción del tipo penal, indica que para realizar el acceso
carnal (vaginal, anal o bucal) o análogo (introducción de objetos o partes del
cuerpo vía vaginal o anal) se vence la resistencia u oposición de la víctima,
así mismo, del mismo tipo penal se desprende que los medios ilícitos
previstos por el legislador para vencer la resistencia del sujeto pasivo los
constituye la violencia y grave amenaza” 7.
Cuantía de la pena
Por constituir la tarea de dosificación de la pena un adelanto a los resultados
del proceso, resulta pertinente precisar en este punto, que los principios de
lesividad y proporcionalidad regulados por los artículos IV y VIII del Título
Preliminar del Código Penal, sirven de norte interpretativo en la fijación e
imposición de una pena, de modo que su observancia es indispensable
cuando el operador del derecho realice esta difícil labor, pues no sólo bastará
determinar la culpabilidad por el hecho sino que además la sanción a
imponerse deberá ser proporcional al daño causado 8.

4
DONNA, Edgardo Alberto. (2003). Derecho Penal – Parte Especial, tomo I, editorial Rubinzal Culzoni,
Buenos Aires, p. 492.
5
DONNA, Edgardo Alberto. Ob. Cit., pp. 500, 501 y 503.
6
CREUS, Carlos. (1996). Derecho Penal – Parte Especial, tomo I, quinta edición, editorial Astreas,
Buenos Aires, p. 187.
7
SALINAS SICCHA, Ramiro. (2005). Derecho Penal – Parte Especial, primera reimpresión, editorial
Moreno, Lima, p. 536.
Habiéndose expresado además la doctrina -en la misma línea de ideas-: “La
determinación o individualización judicial de la pena no es más que una
concreción de la teoría de los fines de la pena. De acuerdo con esta idea, las
normas relativas a la determinación judicial de la pena deben interpretarse
en la línea de una teoría normativa y comunicativa de prevención general
positiva”9.
Así mismo los artículos 45° y 46° del mismo cuerpo normativo contribuyen a
realizar esta labor posibilitando un análisis del caso concreto en
consideración a la forma y circunstancias del delito y las condiciones
personales de su autor.
En concreto, para efectos de graduación de la pena, de conformidad con lo
dispuesto por el artículo 45°-A del Código Penal, se ha establecido que en el
momento de dosificación de la pena debe tenerse presente la
responsabilidad y gravedad del hecho punible y para determinar la pena
concreta dentro del marco punitivo adecuado (sistemas de tercio inferior,
intermedio o superior) debe evaluarse la concurrencia de circunstancias
agravantes o atenuantes, esto último -se entiende- atendiendo lo dispuesto
por el artículo 46° del Código Penal que califica y determina las referidas
circunstancias de atenuación o agravación del hecho punible.
En ese sentido, este Despacho Fiscal llega a advertir la existencia de las
siguientes particularidades en relación a las circunstancias comunes
especiales de responsabilidad penal que vinculan a los acusados, las que
deberán ser tomadas en consideración por el Juzgador al momento de emitir
sentencia:
1. Respecto al artículo 45° C.P.:

1.1. Carencias sociales que hubiese sufrido el agente o abuso de su


cargo, posición económica, formación, poder, oficio, profesión
o función que ocupe en la sociedad; respecto esta circunstancia,
no se ha llegado a evidenciar que el agente haya sufrido carencias
sociales para cometer el ilícito penal, en tanto más se tiene que el
acusado es docente de una institución educativa secundaria.

1.2. Su cultura y sus costumbres; habiendo revisado el historial de vida


del acusado, se advierte que Jorge Yasmani Salas Chambi, cuenta con
educación superior conforme a la ficha RENIEC, el mismo es suficiente
8
La determinación judicial de la pena tiene por función, identificar y decidir la calidad e intensidad de
las consecuencias jurídicas que corresponden aplicar al autor o partícipe de un delito, se trata por
tanto de un procedimiento técnico y valorativo de individualización de sanciones penales. Corresponde
hacerlo al órgano jurisdiccional debido a que la conminación abstracta que tiene la pena en la ley se
expresa, generalmente, en magnitudes abiertas o semi abiertas donde solo asigna a aquella una
extensión mínima o máxima. En el caso de nuestra legislación penal esa es la técnica legislativa
utilizada. Al respecto, el séptimo fundamento jurídico del Acuerdo Plenario número 1-2008/CJ-116 de
las Salas Penales de la Corte Suprema de Justicia en la República, ha precisado: “Con ello se deja al juez
un arbitrio relativo que debe incidir en la tarea funcional de individualización, en el caso concreto, la
pena aplicable al condenado, lo cual se hará en coherencia con los principios de legalidad, lesividad,
culpabilidad y proporcionalidad (artículos II, IV, V, VII y VIII del Título Preliminar del Código Penal), bajo
la estricta observancia del deber constitucional de fundamentación de las resoluciones judiciales”.

9
FEIJOO SÁNCHEZ, Bernardo. (2007). Retribución y Prevención General: Un estudio sobre la teoría
de la pena y las funciones del Derecho Penal, Montevideo – Uruguay, p. 676.
para ser consciente y por tanto responsable por las consecuencias de
sus actos.

1.3. Los intereses de la víctima, de su familia o de las personas que


de ella dependen, así como la afectación de sus derechos y
considerando especialmente su situación de vulnerabilidad;
debe precisarse en este punto lo expuesto por la doctrina en el sentido
que a nivel de estudios sociológicos del delito de Violación Sexual de
Menor de Edad tiene relevante importancia en las víctimas siendo ella
menores de edad, poniéndose en riesgo la indemnidad sexual de la
víctima, siendo indispensable que repare el daño causado por su
actuar.
2. Respecto al artículo 46° C.P.:
Debe anotarse en este extremo que verificadas las circunstancias de
atenuación y agravación previstas por el artículo 46° del Código Penal, de
acuerdo al contexto en el que se desarrollaron las conductas punibles
atribuidas al acusado; en lo demás, este Despacho fiscal ha llegado a
advertir como circunstancia de agravación, donde el acusado realizo la
conducta punible abusando el agente de su cargo como docente de la
institución educativa (artículo 46° numeral 2, literal h), así también se
encuentra una circunstancia de común atenuación para el acusado, la
carencia de antecedentes penales en su contra (artículo 46° numeral 1,
literal a).
En esta línea de razonamiento, conforme a lo antes anotado en el contexto
del presente caso, la identificación del espacio punitivo y la determinación de
la pena debe realizarse atendiendo como circunstancia de atenuación la
carencia de antecedentes penales, esto es al tenor de lo dispuesto por el
artículo 45°-A, numeral 2, literal b) del Código Penal, que prescribe: “ Cuando
concurran circunstancias de agravación y de atenuación, la pena concreta se
determina dentro del tercio intermedio”. Siendo ello así, el proceso de
dosificación de la pena, a propuesta de este Despacho fiscal debe realizarse
de la siguiente manera:
 Pena abstracta; para el delito de Violación Sexual, conforme lo establece
el segundo párrafo numerales 9) y 11) del artículo 170° del Código Penal,
ha conminado para el efecto una pena no menor de veinte ni mayor de
veintiséis años de pena privativa de libertad.
 Determinación del espacio punitivo (sistema de tercios)

tercio inferior tercio medio


20 años – 22 años. 22 años – 24 años.

Siendo ello así, al concurrir circunstancias de agravación o atenuación


previstos por el artículo 46° del Código Penal, a efectos de determinar el
extremo de la pena solicitada, debe tenerse en consideración los
presupuestos generales para fundamentar y determinar la pena, previstos
por el artículo 45° del Código Penal, de cuyo análisis -que nos ocupó en
líneas precedentes- se denota el contenido lesivo de la conducta del agente
para con los intereses de la víctima, por lo que es razonable requerir la
imposición del margen intermedio dentro del espacio punitivo en el que
circunda la pena.

Por lo anotado, puestas a consideración del juzgador las


particularidades circunstanciales que concurren para el presente caso;
este Despacho fiscal solicita se le imponga al acusado JORGE
YASMANI SALAS CHAMBI: VEINTIDÓS AÑOS DE PENA PRIVATIVA
DE LIBERTAD y a tratamiento terapéutico conforme lo prevee el
artículo 178°-A del Código Penal.

VIII. MONTO DE LA REPARACIÓN CIVIL Y MEDIDAS DE COERCIÓN REAL


(EMBARGO O INCAUTACIÓN) QUE GRAVAN LOS BIENES DEL
ACUSADO.-

Conviene anotar en este punto lo expuesto por la doctrina procesal en el


sentido de que la responsabilidad civil que se ventila en el proceso penal no
es en puridad ex-delito, si no -al igual que cualquier responsabilidad civil en
general- es ex-daño, es decir no nace del delito, sino del daño ocasionado por
actos ilícitos10. En ese entender, se deja asentado además el razonamiento
de que la determinación de la reparación civil se debe realizar sobre la base
de sus propios criterios, mas no siguiendo los presupuestos para determinar
la responsabilidad penal.

En esta línea de ideas, debe acotarse que la teoría analítica para la


determinación de la reparación civil conduce a la evaluación de los siguientes
presupuestos: 1) La existencia de un daño antijurídico, 2) la relación de
causalidad entre el daño causado, y 3) la conducta realizada, por el autor del
mismo, así como un factor de atribución por el cual se pueda hacer causante
al responsable del daño11. Condiciones tales que concurren en el presente
caso, en tanto que se hace evidente el daño causado a la menor de iniciales
M.G.C.L. a consecuencia de la conducta punible del acusado al ultrajar
sexualmente a la menor de iniciales M.G.C.L., lo que se constituye en el
principal soporte que determina la atribución de responsabilidad civil por el
daño causado.

Conforme lo disponen los artículos 92° y 93° del Código Penal, la reparación
civil se fija conjuntamente con la pena y comprende la restitución del bien, o
si no es posible, el pago de su valor; y, la indemnización de daños y
perjuicios, de igual manera, ha de considerarse el daño a la persona. En el
presente caso es prudente fijar la reparación civil, en proporción a la
magnitud de los daños y perjuicios ocasionados en el ámbito personal de la
menor de iniciales M.G.C.L., con la comisión del delito, teniendo en cuenta los
principios de levisidad y proporcionalidad.

10
VILLEGAS PAIVA, Elky. El Agraviado y la Reparación Civil en el Nuevo Código Procesal Penal, GACETA
PENAL, p.180.
11
Ob. Cit., p.182.
Siendo ello así, para la estimación del monto requerido por concepto de
reparación civil a favor de la menor agraviada, se ha tomado en
consideración lo dispuesto por el artículo 93º del Código Penal, a través de
cuyo tenor se establecen las condiciones particulares de determinación de la
pena, realizando el siguiente análisis:
 Indemnización de los daños y perjuicios; se pone a consideración del
juzgador que a consecuencia del accionar del imputado Jorge Yasmani Salas
Chambi en agravio de la menor de iniciales T.F.G.Q., al ultrajarla se advierte
con ello la producción de un daño de tipo moral consecuente en los
intereses de la víctima; conforme a los relatos de la víctima, el mismo que
-a consideración de este Despacho Fiscal- es valorizado en la suma de S/ 5,
000. 00 (tres mil con 00/100 soles).

Expuestas las cosas de esta manera, debe precisarse además que en el


presente proceso no pesa ninguna medida de coerción real sobre los bienes
del acusado, así como tampoco se encuentra incorporado al presente
proceso tercero civilmente responsable.

IX. RELACIÓN DE MEDIOS DE PRUEBA OFRECIDOS:


1. Personales:

1.1. Declaración del SOT1 PNP Edwin Sánchez Pérez, quien declarará
sobre el acta de denuncia verbal en fecha 28 de noviembre de 2018;
con dicho propósito deberá de notificarse en su centro laboral para tal
efecto ofíciese a la Región Policial PNP – Puno.

1.2. Examen del perito Médico Legista Guido Armando Cruz Tagle, quien
emitió los certificados médicos legales N° 006655-G, N° 008854-L, N°
00203-PF-AR, el mismo expondrá respecto de los medios empleados,
las técnicas utilizadas y las conclusiones arribas en el certificado
médico legal antes referido. Con dicho propósito deberá de notificarse
en su centro laboral ubicado en el jirón Ramis N° 359 de esta ciudad.

1.3. Examen de la perito Psicóloga Nancy Sucari Yucasi, quien emitió el


protocolo de pericia psicológica Nº 008800-2018-PSC, de fecha 12 de
diciembre de 2018, la misma expondrá respecto de los medios
empleados, las técnicas utilizadas y las conclusiones arribas en el
mismo. Con dicho propósito deberá de notificarse en su centro laboral
ubicado en el jirón Ramis N° 359 de esta ciudad.

1.4. Declaración testimonial de Lucila Quenaya Campos, quien


manifestará sobre las circunstancias posteriores a los hechos del día
16 de noviembre de 2018, exactamente sobre el abuso sexual que
sufrió su menor hija por parte del acusado. Con dicho propósito
deberá en su domicilio real en la avenida 4 de Noviembre N° 1222 del
distrito, provincia y departamento de Puno.
1.5. Declaración testimonial de Julia Cáceres Condori, quien manifestará
sobre las circunstancias precedentes a los hechos del día 16 de
noviembre de 2018, dentro del hospedaje “Marbella”, el cual es
dirigido por dicha persona. Con dicho propósito deberá en su
domicilio real en el jirón Tiahuanaco N° 342 del distrito de Mañazo,
provincia y departamento de Puno.

1.6. Declaración referencial del menor de iniciales L.F.C.Q. de cuatro años


de edad, y se referirá en cuanto lo que vio en una de las habitaciones
del Hospedaje “Marbella” en fecha 16 de noviembre de 2018, por lo
que deberá ser conducido por su progenitora Marleny Rosa Quilla
Ramírez. Con dicho propósito deberá de ser notificado en el domicilio
real de dicha progenitora ubicado en el jirón Arequipa N° 985 del
distrito de Mañazo, provincia y departamento de Puno.
2. Documentales:

Medio de prueba Anexo / formato Pertinencia y utilidad

1 Acta de denuncia Prueba documental ACREDITA: Las


verbal de fecha 28 que se incorporará circunstancias en que
de noviembre de en juicio con la tomó conocimiento lo
2018. declaración de ocurrido en el distrito
Edwin Sánchez de Mañazo, cual fue el
Pérez o conforme lo abusó sexual de la
establece el artículo menor de iniciales
383 inciso 1 literal L.F.C.Q.
b) del Código
Procesal Penal.

2 Certificado médico Prueba documental ACREDITA: Las


legal Nº 008854-L, que se incorporará lesiones externas
de fecha 2 de en juicio con el sufridas por la
diciembre del 2018. examen de Guido agraviada a
Armando Cruz Tagle consecuencia del
o conforme lo actuar del acusado.
establece el
artículo 383° inciso
1 literal b) del
Código Procesal
Penal.

3 Certificado médico Prueba documental ACREDITA: El abuso


legal Nº 00665-G, que se incorporará sexual sufrida por la
de fecha 2 de en juicio con el menor agraviada por
diciembre del 2018. examen de Guido parte del actuar del
Armando Cruz Tagle acusado.
o conforme lo
establece el artículo
383° inciso 1 literal
b) del Código
Procesal Penal.

4 Certificado médico Prueba documental ACREDITA: El correlato


legal Nº 00203-PF- que se incorporará fáctico de la víctima en
AR, de fecha 3 de en juicio con el cuanto a la utilización
noviembre del examen de Guido de un preservativo en el
2018. Armando Cruz Tagle abuso sexual.
o conforme lo
establece el artículo
383 inciso 1 literal
b) del Código
Procesal Penal.

5 Acta de entrevista Prueba documental ACREDITA: La


única de la menor que se incorporará comisión del delito y la
de fecha 10 de en juicio con el responsabilidad de
diciembre de 2018. examen de Nancy Jorge Yasmani Salas
Sucari Yucasi o Chambi.
conforme lo
establece el
artículo 383° inciso
1 literal b) del
Código Procesal
Penal.

6 Acta de Prueba documental ACREDITA: La


constatación de que se incorporará existencia del lugar
fecha 30 de mayo en juicio conforme donde ocurrieron los
de 2019, en el lo establece el hechos, conforme a lo
hospedaje artículo 383° inciso narrado por la víctima.
“Marbella” ubicado 1 literal e) del
en el jirón Código Procesal
Tiahuanaco N° 342 Penal.
del distrito de
Mañazo.

7 Protocolo de pericia Prueba documental ACREDITA: La


psicológica Nº que se incorporará afectación psicológica
008800-2018-PSC, en juicio con el sufrida por parte de la
de fecha 12 de examen de Nancy víctima a consecuencia
diciembre de 2018. Sucari Yucasi o del abuso sexual por
conforme lo parte de Jorge Yasmani
establece el artículo Salas Chambi.
383° inciso 1 literal
b) del Código
Procesal Penal.
X. MEDIDAS DE COERCIÓN PERSONAL SUBSISTENTES DICTADAS
DURANTE LA INVESTIGACIÓN PREPARATORIA.-
Se pone en conocimiento del Juzgado que no existe medida de coerción
personal en contra del acusado JORGE YASMANI SALAS CHAMBI.
XI. CONVENCIONES PROBATORIAS.-
Es de precisar que conforme al estado actual del proceso, al momento no
existen “convenciones probatorias” con la parte imputada, sin perjuicio de
que pudiese establecerse alguna durante el desarrollo de la audiencia de
control de acusación, lo que se deberá tener presente para fines procesales
pertinentes.

POR LO EXPUESTO:
SOLICITO A USTED señor Juez de Investigación
Preparatoria acceder a la formulación del presente requerimiento de
acusación e imprimirle el trámite correspondiente.

PRIMER OTROSI DIGO.- Para fines de un válido emplazamiento a las partes,


pongo a su consideración el domicilio de las mismas:
Parte acusada:
JORGE YASMANI SALAS CHAMBI

Domicilio real: Jirón Leoncio Prado Nº 626 del distrito, provincia y


departamento de Puno (según ficha RENIEC y apersonamiento).

Parte Agraviada:

Menor de iniciales T.F.G.Q. representada por sus progenitores MARCO


ANTONIO GUZMÁN PAUCAR y LUCILA QUENAYA CAMPOS.

Domicilio real: Avenida 4 de Noviembre N° 1222 del distrito, provincia y


departamento de Puno.

SEGUNDO OTROSI DIGO.- Para los fines previstos en el numeral 1 del


artículo 350° del Código Procesal Penal, adjunto al presente copias suficientes
del presente requerimiento para la notificación de todos los sujetos
procesales distintos al Ministerio Público.
Puno, 7 de junio de 2019.