Está en la página 1de 7

Unidad 1: actividad 2

Ensayo ciclo de vida del proyecto

Noraida Nataly Arteaga Melo


Giovanni Andrés Murcia García
Hugo Ernesto Ruiz Fajardo
Franklin Darío López Guzmán

Universidad ECCI
Especialización en Gerencia de la Seguridad y Salud en el Trabajo
Gerencia de Proyectos
2019
Ciclo de vida de un proyecto

Un proyecto es una actividad humana de carácter temporal, que tiene un principio y fin y
que está encaminada a cumplir un objetivo. Los proyectos suelen ser interdisciplinarios y
según el escenario en donde se desarrollen pueden tener menor o mayor grado de
incertidumbre (Albis,2012)

Según el Project Management Institute (PMI), un proyecto es “un esfuerzo único,


temporal, emprendido para crear un producto o un servicio único. El resultado final
buscado puede diferir con la misión de la organización que la emprende”.

Los proyectos se originan dependiendo de las necesidades de las organizaciones; por


tanto, las organizaciones generan proyectos por las oportunidades de negocio que se le
presentan buscando la optimización de los recursos.

Un proyecto se desarrolla en diferentes etapas que se suceden y se relacionan entre sí


constituyendo lo que llamamos el “ciclo de proyectos”.

Un proyecto necesita atención cada día para reducir el riesgo a la confusión y el desorden,
pero también necesita dirección del gerente para asegurarse de que empiece y termine de
acuerdo al cronograma. Así pues, el comienzo del proyecto está encaminado a que el
gerente encuentra la forma de controlarlo a lo largo de la vida útil y su fin encaminado a
que el producto resultante supla las expectativas de las que nació.

El ciclo de vida del proyecto puede ser visto según Córdoba (2006) como “un proceso de
“compra de certidumbre”. Esto significa que el pasaje de una etapa a la siguiente, y en
particular de cada sub-etapa de la pre inversión a la que le sigue, está dado no sólo por la
bondad del proyecto sino también porque los beneficios de un estudio más profundo que
permite reducir la incertidumbre superan a los costos del mismo”.

A lo largo del ciclo de un proyecto se han de tomar gran número de decisiones que
resuelven determinados problemas de una fase anterior, inicialmente las decisiones a
tomar son poco numerosas, pero de una gran importancia para el desarrollo del proyecto,
conforme se avance en el ciclo el número de decisiones aumenta progresivamente hasta
la fase de ejecución, pero reducen su importancia estratégica.

En la ejecución de un proyecto, los directores o la organización, los pueden dividir en


fases como se mencionó anteriormente, bajo las directrices correspondientes a las
operaciones de la organización ejecutante. Hay que tener en cuenta, que el conjunto de
estas fases se conoce como ciclo de vida del proyecto. Por otra parte, en muchas
organizaciones, identifican un conjunto de ciclos de vida específico para usarlo en todos
sus proyectos. Cabe aclarar que, dentro de estas fases, se conecta el inicio de un proyecto
con su fin. Por ejemplo, cuando una organización identifica una oportunidad a la cual le
interesaría responder, frecuentemente autoriza un estudio de viabilidad para decidir si se
emprenderá el proyecto.

Según el ejemplo anterior, el ciclo de vida del proyecto puede ayudar al director del
proyecto a determinar, si deberá tratar el estudio de viabilidad como la primera fase del
proyecto o como un proyecto separado e independiente. Teniendo en cuenta, que
resultado de dicho esfuerzo preliminar no sea claramente identificable, lo mejor es tratar
dichos esfuerzos como un proyecto por separado.

Según la literatura consultada, las fases del ciclo de vida de un proyecto estarían definidas
y resumidas en: Inicio → Planificación → Ejecución → Cierre del proyecto. Por lo
tanto, la transición de una fase a otra dentro del ciclo de vida de un proyecto, generalmente
implica y, por lo general, está definida por alguna forma de transferencia técnica,
generalmente corresponden, a los productos entregables de una fase, los cuales se revisan
para verificar si están completos, si son exactos y se aprueban antes de iniciar el trabajo
de la siguiente fase.

No obstante, hay que tener en cuenta, no es inusual que una fase comience antes de la
aprobación de los productos entregables de la fase previa, cuando los riesgos involucrados
se consideran aceptables.

En muchas organizaciones han establecido políticas, que estandarizan todos los proyectos
que ejecutan con un ciclo de vida único, mientras que otras permiten al equipo de
dirección del proyecto, elegir el ciclo de vida más apropiado para la ejecución del mismo.
Aun cuando muchos ciclos de vida de proyectos tienen nombres de fases similares y
requieren productos entregables similares, muy pocos ciclos de vida son idénticos.
Además, en la ejecución de un proyecto, existe una planificación, se aplican unas
metodologías, se dispone de herramientas, pero su inherente dinamismo hace que el ciclo
de vida de un proyecto no pueda preverse nunca al cien por cien. Este hecho complica la
toma de decisiones que, a veces, puede verse sujeta a requisitos de tiempo muy ajustados
o no darse en las mejores condiciones.
Pues bien, todo proyecto necesita tener un tipo de ciclo de vida que incluya todas las
cualidades del producto. Eligiendo un ciclo de vida adecuado, tendrás la estrategia
perfecta para contentar al cliente. De esta manera, tu proyecto será todo un éxito y
conseguirás que la organización avance a pasos agigantados.

Aunque en cada proyecto el ciclo es diferente, sí que se pueden extraer ciertas


características que suelen cumplirse de forma genérica:

 Las fases por las que pasa el proyecto son generalmente secuenciales, aunque en
ocasiones se superponen y suceden en paralelo.
 Tradicionalmente, los costes y esfuerzos suelen ser menores al principio y al final,
mientras que en la fase de ejecución suelen ascender. Sin embargo, hay proyectos
que necesitan de grandes inversiones de tiempo y esfuerzo en su arranque, que
luego se estabilizan en el tiempo. Como gestor de proyecto ser capaz de identificar
cuál es tu caso.
 El nivel de riesgo es mayor al comienzo. También la incertidumbre, porque el
proyecto todavía es inmaduro y contiene muchos aspectos no definidos y muchas
decisiones que deben tomarse.
 A medida que se avanza en el ciclo de vida del proyecto los riesgos son más
difíciles de manejar. Como gestor de proyectos dispones de menos recursos y
tiempo en etapas avanzadas, con lo que ser capaz de prever los riesgos es vital
para solucionarlos o evitarlos cuando aún es posible hacerlo.

Cierre de Proyecto

Cerrar un proyecto es el proceso de finiquitar todas las actividades abiertas que se hayan
creado y puesto en marcha para el avance y el desarrollo del proyecto. Reviste una gran
importancia corporativa, pues en este proceso la información del proyecto generada y
recolectada se archiva, el trabajo planificado se completa de acuerdo a los cronogramas
y objetivos trazados y los recursos del equipo de la organización se liberan para
emprender nuevas tareas. Es en este proceso donde se revela la verdadera destreza del
director de proyecto, y se valida el cumplimiento de los objetivos y el verdadero éxito del
proyecto

El cierre de proyecto es una de las actividades que debe realizar el director de un proyecto,
con la intención de verificar que el proyecto haya cumplido con todos los objetivos
trazados inicialmente, las metas propuestas y de esta forma finalmente poder calificar el
desarrollo del proyecto y hacer un cierre excelente.

El proceso de cierre del proyecto puede ser llevado a cabo en ocasiones predefinidas
durante el proyecto, o una única vez al concluir las labores y tener culminado los objetivos
trazados. Es aquí donde el director del proyecto debe revisar el plan inicialmente
propuesto, para la dirección del proyecto, para verificar que todo el trabajo de proyecto
está completo ye que se han alcanzado los objetivos.

Las actividades necesarias para el cierre administrativo del proyecto incluye las acciones
y actividades necesarias para satisfacer los criterios de culminación de la fase o del
proyecto, asegurar que todos los documentos y entregables estén actualizados, que todos
los incidentes están resueltos, confirmar la entrega y la aceptación formal de los
entregables por parte del cliente, asegurar que todos los costos sean asignados al
proyecto, cerrar las cuentas del proyecto, reasignar al personal, ocuparse del exceso de
materiales del proyecto, reasignar las instalaciones, equipos y otros recursos del proyecto,
elaborar los informes finales del proyecto según se requiera

Las actividades relacionadas con el cumplimiento de los acuerdos aplicables al proyecto


según se requieran tales como: confirmar la aceptación formal del trabajo del vendedor,
finalizar las reclamaciones abiertas, actualizar los registros para reflejar los resultados
finales, archivar dicha información para su uso en el futuro.

Las actividades necesarias para recopilar los registros del proyecto, auditar el éxito o
fracaso del proyecto gestionar el intercambio y la transferencia de conocimiento,
identificar las lecciones aprendidas, archivar la información del proyecto para su uso
futuro por parte de la organización.

Las acciones y actividades necesarias para transferir los productos servicios o resultados
del proyecto a la siguiente fase, recolectar la sugerencia para mejorar o actualizar las
políticas y procedimientos de la organización., medir el nivel de satisfacción de los
interesados.

En caso que el proyecto se termine con anticipación, este proceso también establece
procedimientos para analizar y documentar: las acciones que se emprendieron para el
desarrollo del proyecto, las entradas del proceso de cerrar el proyecto o fase son: acta de
constitución del proyecto, plan para la dirección del proyecto, documentos del proyecto
que incluyen entre otros: registro de supuestos, base de las estimaciones, registro de
cambios, registro de incidentes, registro de lecciones aprendidas, lista de hitos,
comunicaciones del proyecto, mediciones de control de calidad, informes de calidad,
documentación de requisitos, registro de riesgos, e informe de riesgos

Entregables aceptados: documentos de negocio que incluyen entre otros caso de negocio
y plan de gestión de beneficios, acuerdos, documentación de las adquisiciones, activos de
los procesos de la organización que pueden incluir entre otros guías o requisitos de cierre
del proyecto, base de conocimiento de gestión de la configuración, las herramientas y
técnicas del proceso de cerrar el proyecto son: juicio de expertos especializado en control
de gestión, auditoría, asuntos legales y adquisiciones, legislación y regulaciones.

Análisis de datos tales como: análisis de documentos, análisis de regresión, análisis de


tendencias, análisis de variación.

Reuniones: las salidas del proceso de cerrar el proyecto son: actualizaciones a los
documentos del proyecto, transferencia del producto, servicio o resultado final, informe
final qué debe incluir información como: descripción en forma resumida del proyecto, los
objetivos del alcance, los objetivos de calidad, los objetivos de costos, resumen de la
información de validación del producto, servicio o resultado final, objetivos de
cronograma, un resumen de como el producto, servicio o resultado final alcanzó las
necesidades de negocio identificadas en el plan de negocio, un resumen de los riesgos o
incidentes, actualizaciones a los activos de los procesos de la organización que incluye
entre otros: documentos del proyecto, documentos operativos y de apoyo, documentos de
cierre del proyecto repositorio de lecciones aprendidas.

Bibliografía
Albis, M. A. (2012). Ciclos y fases de la identificación de proyectos.
Córdoba, M. (2006). Formulación y Evaluación de Proyectos. Bogotá: Ecoe Ediciones.

https://uvmdap.com/programadesarrollado/bloqueelciclodevidadelproyecto/presentacion
delciclodevidadelproyecto/#que_es_el_ciclo_de_vida_del_producto
https://www.eoi.es/blogs/madeon/2013/04/15/ciclo-de-vida-de-un-proyecto/

https://uv-mdap.com/programa-desarrollado/bloque-i-el-ciclo-de-vida-del-proyecto/el-
cierre-del-proyecto/

También podría gustarte