Está en la página 1de 6

TEXTO COMPILADO:

APELLIDOS Y NOMBRES: Agurto Martinez Cristina

TEMA: ACTITUDES DEL ORIENTADOR

AUTOR: Neisy Yuneth Espinoza Miranda

REFERENCIA:

Barceló, T. (2012). Las actitudes básicas rogerianas en la entrevista de relación de ayuda.


Miscelánea Comillas, 70 (136), 132- 142.

I) IDEAS PRINCIPALES

II) PALABRAS CLAVES

III) RESUMEN

IV) IDEAS COMPLEMENTARIAS

(REFERENCIAS)

1. LAS ACTITUDES BÁSICAS

«Trabajar centrado en la persona es una manera de vincularse desde un marco actitudi


nal que genere encuentros profundos de persona a persona la actitud con la cual nos r
elacionamos es la fuente generadora del estar presente, con/junto al otro.

Nuestra tarea es la de ser catalizadores comprometidos desde una actitud comprensiv


a, y poseer una serie de recursos metodológicos que faciliten el camino de autocorrecc
ión, para ello sabemos que lo técnico debe estar subsumido a lo relacional, cabe apunt
ar más a la interacción vincular entre las partes que participan de una relación que al
método».

Para los facilitadores del Enfoque Centrado en la Persona la metodología de la interven


ción facilitadora forma parte en sí misma de la visión del mundo y de entender el funci
onamiento pleno de la persona como organismo que si se siente inmersa en un clima f
acilitador tiende al crecimiento y a la eficacia, tiende a su autodesarrollo.

La metodología, el camino intencional, la disposición como terapeutas es, por consigui


ente, el único instrumento -
sin ser un instrumento fáctico- que poseemos para impregnar y transmitir nuestro para
que y nuestro que de forma eficaz.

Esta presencia vivencial significa intervenir desde la actitud, no desde la habilidad. La h


abilidad es una representación, un disfraz que nos ponemos en el momento del acto fa
cilitativo y representamos, teatralmente, para intentar transmitir aquello que creemos
más eficaz en la dinámica de la intervención.

1.1 LA EMPATÍA

Implica, de alguna manera, captar el mundo subjetivo del otro desde su pro
pio marco de referencia, bucear en este mundo subjetivo, comprenderlo y
manifestar esta comprensión que es percibida por el otro.

Significa hacerse también propia la experiencia del otro como si fuera mi ex


periencia por medio de la interiorización del otro, experimentar al otro y, si
multáneamente, observar las asociaciones cognitivas y afectivas de uno mis
mo con esta experiencia.

Se trata de una escucha total y profunda que abarca la generalidad y la inte


gridad del otro, de todo el interior del otro.

Y este abarcar completamente al otro por la escucha ayuda al facilitador a i


nteriorizar la experiencia del otro y a permanecer junto a su proceso experi
encial.

Se trata de acoger todo lo que dice el otro sin ningún resquicio de evaluació
n y permanecer comprensivamente junto a la experiencia del otro.

Precisa- mente por esta necesidad de permanencia junto a la experiencia de


l otro es por lo que resulta relevante resistir cualquier distracción externa o
interna en el momento de acompañar al otro, hay que ser perseverantes en
eli- inar cualquier ruido psicológico o físico que pueda interrumpir nuestra e
scucha.
1.2 CONSIDERACIÓN POSITIVA INCONDICIONAL. LA VALIDACIÓN DE LA EXPERIENCIA
DEL OTRO

Tiene que ver con una aceptación sin condiciones del interior del otro.

Esta consideración positiva hacia el otro conlleva, para el facilitador, una intención de saber es
perar, sin ansias de control, sin querer que el otro actúe como yo desearía que lo hiciera.

Esta actitud es de amor profundo y generoso, una actitud altruista que se muestra independie
ntemente del hecho que exista correspondencia afectiva, significa penetrar activamente en el i
nterior de la otra persona y sorprenderse por la maravilla que contiene el otro para poder inici
ar una senda de conexión y encuentro.

Para que un facilitador sienta profundamente esta disposición al afecto, ha de aceptar primera
mente sus propios sentimientos, ha de aceptarse a sí mismo, sin cortapisas que impidan cerrar
se a su singular proceso experiencial, tiene que abrirse al campo ampliado de su conciencia y v
er todo lo que está ahí, en el centro de su cuerpo, en el experienciar, y asombrarse de lo que s
urge integrándolo como parte esencial de sí mismo.

Amor no posesivo que no es sino una actitud que nace del núcleo de la persona y se desprende
en todo el complejo fenoménico de la experiencia grupal.

Esta aceptación incondicional empieza por uno mismo, por una confianza en las propias capaci
dades facilitadoras y en el potencial personal inherente que abarca todo el ser del facilitador.

1.3 CONGRUENCIA O AUTENTICIDAD: PERMITIRSE SER UNO MISMO

Capitulo 3
CONCEPTO Y ALCANCES DE LA COMUNICACIÓN GENERAL Y TERAPÉUTICA

AUTOR: Neisy Yuneth Espinoza Miranda

REFERENCIA:

Salgado, C. (1988). Comunicación y psicoterapia. Revista latinoamericana de psicología, 20(3).


369-382.

I) IDEAS PRINCIPALES

 el objetivo de este compilado es describir la naturaleza importante del proceso


comunicacional en la psicoterapia; destacando en el campo de la pragmática, la
importancia de la meta comunicación, la comunicación no verbal y necesidad de
considerar al terapeuta como un agente comunicante, y parte esencial del proceso de
interacción y relación social que es la psicoterapia.

 Los procesos de comunicación se implementan mediante seña- les, símbolos y signos;


en donde el receptor puede atribuirle referenciales una señal ésta se le convierte en un
signo con propiedad para resolver problemas. La comunicación no verbal reposa en el
principio analógico y la codificación verbal en el principio digital, involucra imágenes no
verbales que de alguna forma reflejan la situación total como también los movimientos
corporales y las reacciones espontáneas inmediatas, requieren una apreciación
analógica de los eventos.

II) PALABRAS CLAVES

III) RESUMEN

CARACTERISTICAS GENERALES DE LA COMUNICACION VERBAL

Un sistema comunicacional está configurado al menos por dos personas equipadas


para recibir mensajes. El lenguaje que se usa indica la forma en la cual el mensaje se ha
codificado. Las instrucciones o indicaciones metacomunicativas son usadas por los
participantes para indicar cómo se han de interpretar los mensajes. El análisis de
contenido indica lo que se refiere al mensaje. El " feedback " ( retroalimentación )
consiste en la observación del impacto que tiene un mensaje o un acto, con la relación
derivada de la información. Los procesos de comunicación se implementan mediante
seña - les, símbolos y signos. La señal es un impulso en tránsito ; que im - presiona los
que se ha compartido tanto por el emisor como por el receptor. Cuando el receptor
puede atribuirle referenciales una señal ésta se le convierte en un signo con propiedad
para resolver problemas. sonidos vocales o sea el habla se usan para la comunicación,
el código se Un símbolo tiene un referente físico, adoptado Ruesch ( 1980 ) aclara que
hay dos tipos de códigos que repre - sentan sistemas fundamentalmentediferentes : "
El sistema analógico basado en algunas semejanzas en forma, color y el sistema digital
que es puramente arbitrario y por el cual se le asigna un número La comunicación no
verbal reposa en el principio analógico y la codificación verbal en el principio digital, La
experiencia interna de lo que está espontáneas inmediatas, requieren una apreciación
analógica de los eventos. lograr una visión rápida de los hechos y para imple - mentar
reacciones veloces comunicación no verbal como la verbal ; las partes objetivas de los
mensajes El hecho de que en la interacción humana predomine la presencia de
múltiples niveles de comunicación y que sea el elemento no verbal el que nos lleva
considerar que el terapeuta comunicacional ha de adquirir una destreza.

METACOMUNICACION

El término metacomunicación se refiere las indicaciones y recursos interpretativos que


indican las formas en las cuales ha de interpretarse un El metalenguaje es más sutil y
las que gobiernan su aplicación son A los futuros actores se les entrega para que lean
un mismo texto interpretación se modulan través de las expresiones no verbales que
Para que puedan ser comunicados los aspectos más profundos y subjetivos del sí
mismo se requiere que los interactuantes puedan codificar y decodificar los aspectos
literales, denotativos de un mensaje ( lo que se dice ) y los significados simultáneos
cognotativos que son de índole subjetiva ( el por qué canales no verbales, como el
tono de la voz, el timbre o expresiónfacial o cualquier embargo, hay variación entre el
mensaje literal y el metamensaje que ( Blandler, Crindler y Satir, 1976 ). frecuente que el
receptor dé más importancia metacomunicación no verbal y contexto, que al contenido
literal. Más de un niño o adulto ha sido castigado no por lo " que " dijeron, Mientras
que la metacomunicación se mantenga en un nivel inconsciente o Satir ( 1967 )
establece que si el receptor solamente atiende los aspectos denotativos de lo que
afirma el emisor, es posible que pierda " el aspecto de orden o mandato de la
metacomunicación " el cual en su nivel más alto de abstracción es " una exigencia de
ser validado .

EFECTOS DE LA COMUNICACIÓN NO VERBAL TERAPEUTA-PACIENTE

" La conducta no verbal del terapeuta es base para las interpretaciones de


empatía, calidez, autenticidad y eficacia. Los resultados se interpretaron en
términos de indicios no verbales,comunicando agrado o aceptación hacia su

Ya que en la observación de la interacción terapeuta - cliente, el indiciono


verbal de cercanía y grado de contacto visual mejoran significativamente la
evaluación por parte del paciente, de la habilidad interpersonal del terapeuta y
investigó la interacción no verbal mediante la mirada, en un ambiente
psicoterapéutico calificado como continente. expresiones faciales constituyen el
puente para la vinculación personal afirma que el psicoterapeuta pensante ha
de prestar atención conducta expresiva no verbal de su paciente ; lo cual se
puede lograr mejor dentro del marco de trabajo de la investigación
cognoscitiva. Consideramos que la conclusión anterior se aplica igualmente
conducta comunicativa no verbal del terapeuta, y que este factor es una variable
de necesaria inclusión y observación en su entrenamiento. algunos elementos
expresivos de la comunicación no verbal son comunes.
PRAGMATICA DE LA COMUNICACION HUMANA

De un modo muy amplio, podemos conceptualizar el aspecto pragmático del modelo


comunicacional como la implementación través de la interacción terapéutica dentro de
un contexto adecuado, de una serie de técnicas, con la finalidad de promover el cambio
de los patrones de comunicación disfuncional, que mantiene el estatus quo, de un
sistema relacional particular. Watzlawick, Haley, Eríkson y Satir, hacen varios de los
principales aportes técnicos y estratégicos, para ser implementados en el marco de la
teoría comunicacional sistémica que pueden jsen altamente eficaces, si se utilizan ética
y coherentemente.

IV) IDEAS COMPLEMENTARIAS

La habilidad básica más importante que se debe enseñar a todo


psicoterapeuta es el de desarrollar la capacidad de ver y escuchar
realmente a los "otros". Esta acción nos capacita para comprender más
rápidamente a una persona, prescindiendo de muchas palabras y dudas.
Una persona me puede decir que se encuentra perfectamente bien, sin
embargo, se puede ver la ansiedad o la depresión en su rostro y gestos.

Resulta bastante difícil adivinar el estado de ánimo o la


actitud de otra persona sin empatizar con ella, es decir, sin intentar
ponerse en su lugar y experimentar como ella experimenta. La persona
que se siente comprendida empaticamente generalmente está más
dispuesta a abrirse y mostrarse a niveles más profundos. El interlocutor
empático da la agradable sensación de ser alguien que intenta
comprender la situación del otro, y así la relación se torna más cálida, el
nivel de compromiso puede aumentar, el tono general de la relación se
vuelve más flexible, liviano y emotivo.

(REFERENCIAS)
Menchaca, M. B. R. (1997). La entrevista terapéutica: comunicación e interacción en
psicoterapia. Universidad Nacional de Educación a Distancia.

Pérez Villar, J. (1985). El Análisis de la Comunicación en Psicoterapia (I Parte). Revista del


Hospital Psiquiátrico de La Habana.

También podría gustarte