Está en la página 1de 3

Área de Salud Mental

Fundación MF, para el desarrollo de la Medicina Familiar y la Atención Primaria de la Salud


Unidad de Medicina Familiar y Preventiva
Hospital Italiano de Buenos Aires

Pautas básicas para realizar una entrevista familiar


Autor: Dr. Daniel Kitainik

Introducción

El diagnóstico médico es multidimensional. El médico de familia (MF) hace diagnósticos biopsicosociales y a


través de una adecuada relación médico-paciente-familia organiza los cuidados teniendo en cuenta todos
estos diagnósticos situacionales.
La relación médico-paciente es multilateral, es decir, que aunque la mayoría de las consultas ocurren sobre
la base de uno a uno (médico- paciente), el sistema terapéutico opera por lo menos sobre tres componentes:
el paciente, la familia y el médico.
La calidad de la relación entre el médico y la familia del paciente puede tener una influencia crucial en la
cooperación que se desarrolla entre el médico y el paciente.
La relación entre el médico y el paciente, el paciente y su familia y la familia con el médico determina el
proceso diagnóstico y terapéutico. El médico de familia debe ser capaz de censar el estado de este triángulo
(médico-paciente-familia) en cada momento de la entrevista ya que las actitudes de cada uno de los
miembros de esta relación y los vínculos establecidos entre ellos pueden afectar el proceso diagnóstico y
terapéutico, dificultándolo o facilitándolo.

Objetivos generales del conductor de una sesión familiar


ƒ Dar la bienvenida a la familia y conseguir una buena acomodación. Llegar a conocer a cada
miembro. Acomodarse al estilo de los miembros de la familia. Propiciar un clima en el que todos los
miembros de la familia se sientan seguros y respaldados. Unión y acomodamiento son dos términos
que describen el mismo proceso: Unión: pone el acento en las acciones del terapeuta tendientes
directamente a relacionarse con los miembros de la familia o con el sistema familiar.
Acomodamiento: pone el acento sobre las adaptaciones del terapeuta tendientes a lograr la alianza.
Para aliarse a un sistema familiar, el terapeuta debe aceptar la organización y estilo de la familia y
fundirse con ellos. Debe experimentar la fuerza de las transacciones de la familia y la fuerza de
estas pautas.
ƒ Presentarse e invitar a que todos los miembros de la familia se presenten, aclarar el tiempo que
durará la entrevista.
ƒ Si quien los convocó es el MF explicitar a la familia los motivos por los que los ha invitado a realizar
una entrevista familiar.
ƒ Organizar el grupo de tal forma que la comunicación sea fluida, fijar metas claras, recíprocas y
alcanzables para la sesión.
ƒ Preguntar a cada uno de los miembros de la familia su opinión o posición acerca del problema
planteado por el MF. Respetar el silencio de algún miembro pero invitarlo a hablar de lo que le está
pasando.
ƒ Obtener información y facilitar la discusión entre todos los presentes sobre cuestiones que les
preocupen; cuando sea apropiado. Facilitar información sobre las cuestiones médicas que atañen al
problema.

Tema: Pautas básicas para realizar una entrevista familiar


Pág.: 1 de 3
Revisión: Noviembre2005
Área de Salud Mental
Fundación MF, para el desarrollo de la Medicina Familiar y la Atención Primaria de la Salud
Unidad de Medicina Familiar y Preventiva
Hospital Italiano de Buenos Aires

ƒ Promover la interacción entre los miembros de la familia y que la comunicación no sea radiada,
teniendo como centro al profesional.
ƒ Indagar acerca de otros problemas o conflictos que preocupen a todos o a algún miembro de la
familia.
ƒ Indagar acerca de los modos de resolución de conflictos que la familia ha intentado hasta el
momento.
ƒ Identificar los recursos y fuentes de apoyo de que disponga la familia.
ƒ Elaborar internamente un “mapa de la familia”, en relación con los límites entre los distintos
subsistemas.
ƒ Elaborar un plan que permita a la familia colaborar con el médico en la resolución de las cuestiones
que la preocupan.

Funcionamientos familiares

En un intento de generalización vamos a exponer una clasificación de funcionamientos familiares, sin dejar
de tener en cuenta las particularidades de cada familia en función de su historia como familia y de las
respectivas históricas de los miembros de la pareja y de las familias de origen de cada uno, y, también, de la
historia de la pareja, antes de constituirse en pareja parental.

1. Familias aglutinadas: a) exagerada tendencia a formar un conjunto de individuos, perturbando la


necesaria discriminación. La búsqueda de individuación se realiza de manera accesional: intentos de
suicidio, conductas explosivas, fugas, somatizaciones, etc. b) al carecer los miembros de una
identidad propia las interacciones son estereotipadas. c) rol materno exagerado en detrimento del rol
paterno, en función de mantener al grupo unido. Los afectos ahogan. d) predominio de mensajes
concretos, con poca capacidad reflexiva y fuerte carga emocional. e) ideología familiar centrada en
una concepción de vida tipo clan, con desconfianza a lo nuevo, vivido como violento, violencia que
se debe erradicar de cualquier modo ya que amenaza la unidad.
2. Familias uniformadas: a) tendencia a la individuación con un exagerado sometimiento a una de las
identidades personales que busca uniformar al resto. Las búsquedas de autonomía son agresivas
pero no accesionales. b) interacciones rígidas, estereotipadas e insatisfactorias al ser impuestas. c)
absolutismo del rol paterno d) mensajes de poca capacidad reflexiva (órdenes y respuestas) pero
más diálogo que en las aglutinadas porque hay mayor grado de abstracción. La carga emocional es
controlable. e) la ideología preponderante es exigirse para diferenciarse.
3. Familias aisladas: a) predominio de las individualidades como entes aislados del grupo, lo que lleva
a un grave deterioro de la identidad grupal y a un estancamiento de las identidades individuales. b)
los roles están aislados, de lo que resulta una interacción puramente informativa o descriptiva que
no promueve ninguna transformación. c) los roles asignados no entran en conflicto con los
asumidos: cada cual hace su vida, las normas y valores pierden su importancia. d) carencia de
contenido afectivo de los mensajes. Mensajes concretos que no dan lugar a la reflexión. e) la
ideología dominante es hacer cada cual su vida, no quejarse y no meterse en lo ajeno.
4. Familia integrada: a) equilibrio inestable entre las identidades grupales e individuales que se
redefinen sin grandes obstáculos. b) la flexibilidad de los roles permite contener los conflictos
surgidos sin reprimirlos o expulsarlos (flias. uniformadas), sin negarlos (flias. aglutinadas) y sin
inhibirlos (flias. aisladas). c) equilibrio entre roles asignados y asumidos ya que no son fijos ni en su

Tema: Pautas básicas para realizar una entrevista familiar


Pág.: 2 de 3
Revisión: Noviembre2005
Área de Salud Mental
Fundación MF, para el desarrollo de la Medicina Familiar y la Atención Primaria de la Salud
Unidad de Medicina Familiar y Preventiva
Hospital Italiano de Buenos Aires

definición ni en su asunción. Son familias con recursos. d) discusiones explícitas, con capacidad
reflexiva y carga emocional regulada por el grupo, lo que permite el diálogo transformador. e) la
ideología imperante es la de la aceptación de la confrontación generacional, una gran importancia a
la función que cada uno cumple en el funcionamiento de grupo y la confianza en transformar lo
establecido.

El presentar una clasificación de funcionamientos familiares, con las salvedades hechas más arriba se
justifica en el hecho de que la enfermedad mental y muchas veces la somática cumple una función
homeostática para la familia. En efecto la aparición de un miembro enfermo es indicador, muchas veces, de
la imposibilidad de la familia de poder enfrentar adecuadamente conflictos que surgen en el devenir vital. En
ese sentido el portador de sintomatología denuncia con su enfermedad la disfuncionalidad familiar, al mismo
tiempo que sostiene el precario equilibrio de la familia y de sus miembros. Esto significa que el miembro
designado como enfermo es depositario de aspectos enfermos de los otros miembros de la familia, quienes
ejercen el rol de sanos.
En consecuencia frente a cualquier consulta, la anamnesis deberá incluir necesariamente a la familia, su
constitución, su situación actual y su historia, como parte del contexto actual de la enfermedad para poder
hacer de esta forma, junto con el contexto laboral y social del individuo, sea niño, adolescente, adulto o
geronte, un diagnóstico más completo y abarcativo.
Un diagnóstico de situación vital (diagnóstico situacional operativo) y no solamente un diagnóstico médico
que sea la distante descripción de signos y síntomas.

Bibliografía

ƒ Fernández Moujan, Octavio: Adolescencia y familia. En Abordaje teórico-clínico del adolescente. Ed.
Nueva Visión.
ƒ Haley, Jay: Terapia familiar: un cambio radical. En Tratamiento de la Familia. Haley, Jay, comp. Ed.
Toray
ƒ Mc Daniel, Susan y otros: Orientación familiar en atención primaria. Ed. Springer-Verlag Ibérica.
ƒ Minuchin, Salvador:Familias y terapia familiar. Ed. Gedisa.
ƒ Watzlawick, Paul y otros: Teoría de la comunicación humana. Ed. Tiempo Contemporáneo.

Tema: Pautas básicas para realizar una entrevista familiar


Pág.: 3 de 3
Revisión: Noviembre2005