Está en la página 1de 8

INTRODUCCIÓN

A través del presente informe se analizará el cambio de sujeto IVA. Esto se encuentra reglamentado
en el decreto ley 825 del año 1974 más conocido como la ley del IVA, y se le han incorporado
cambios como en el año 2018 para contribuyentes que presentan reiteradamente Brechas de
Cumplimiento Tributario. De esta forma, el SII a través de la Resolución Exenta N°42 del 2018,
estableció un nuevo cambio de sujeto, vigente desde el 1 de agosto del 2018, estableciendo que
aquellos compradores o beneficiarios de servicios que se clasifiquen como “Agentes Retenedores”,
deberán aplicar una retención total de IVA en aquellas operaciones donde el proveedor o prestador
de servicios, se encuentre clasificado como un “Contribuyente Sujeto a Retención”.

En este informe trataremos qué es el cambio de sujeto, en qué casos aplica y quién debe efectuar
la retención establecida en el cambio de sujeto del IVA.
¿Qué es un cambio de sujeto del IVA?

El cambio de sujeto significa trasladar la obligación de retener y declarar el impuesto al valor


agregado (IVA), desde el vendedor al adquiriente. Este, a su vez, debe emitir una factura de compra,
en la cual se especifica el monto y porcentaje de IVA retenido a tercero. Los cambios de sujetos se
aplican a:

● Operaciones de compras o ventas de determinados productos o la prestación de ciertos


servicios
● Considera el comportamiento y clasificación de riesgo de los contribuyentes.

En los cambios de sujetos asociados a compras de productos o a la contratación de servicios por


parte de los agentes retenedores, el adquirente retiene el total o una parte del IVA asociado a la
transacción, variando el porcentaje de IVA que se retendrá de acuerdo con el cambio de sujeto
específico. Los productos o servicios para los cuales existe este tipo de cambio de sujeto son: arroz,
construcción, chatarra, especies hidrobiológicas (pesca), ganado, legumbre, madera, productos
silvestres, trigo y berries. Por ejemplo, para las transacciones de ganado, se debe retener el 8% del
monto neto de la operación, siendo éste un cambio de sujeto con retención parcial. Para las compras
de chatarra, producto para el cual existe un cambio de sujeto con retención total, se debe retener
la totalidad del IVA, correspondiente al 19% del monto neto de la transacción. En los cambios de
sujeto asociados a ventas, los agentes retenedores que venden productos retienen un porcentaje
del IVA de la transacción, cantidad que, para el contribuyente retenido, constituye un anticipo del
IVA generado por las ventas. Los productos para los cuales se han definido estos cambios de sujeto
son la carne y harina. Por ejemplo, para las ventas de carne efectuadas por los agentes retenedores,
éstos retienen (o anticipan) un 5% del monto neto de la operación a sus compradores.

Hay dos tipos de Cambios de Sujeto


● Uno está asociado a las compras de productos o a la contratación de servicios.
● otro vinculado a las ventas de productos realizados también por agentes retenedores.

En el caso a la compra de productos o la contratación de servicios, el adquirente retiene el total o


una parte del IVA asociado a la transacción, porcentaje de IVA que se retendrá según el Cambio de
Sujeto específico. Este tipo de Cambio de Sujeto se aplica a productos o servicios tales como:
-El arroz -Productos silvestres,

-Trigo -Legumbres

- Berries -Madera

- Construcción

- Chatarra

-Especies hidrobiológicas (pesca)

-Ganado

Por ejemplo, para las transacciones de ganado se retiene el 8% del monto neto de la
operación, constituyéndose así en un Cambio de Sujeto con retención parcial. Para las
compras de chatarra, por su parte, prevalece un Cambio de Sujeto con retención total, lo
que equivale al 19% del monto neto de la transacción.

Mientras, en los Cambios de Sujeto asociados a ventas, los agentes retenedores que venden
productos retienen un porcentaje del IVA de la transacción, cantidad que, para el contribuyente
retenido, constituye un anticipo del IVA que se generará por las ventas.

Los productos para los cuales se han definido estos Cambios de Sujeto son:

● la carne

● la harina.

O sea, si se realiza una venta de carne por parte de un agente retenedor, éste retendrá o anticipará
un 5% del monto neto de la operación a sus compradores y si es venta de harina será un 12%.
Cambio de sujeto de Harina
Los Molinos y las empresas que comercialicen harina de trigo con ventas mensuales directas o a
través de empresas vinculadas, superiores a 5.000 Kilos estarán obligados en las facturas que emitan
por las ventas de harina, a incluir un 12% sobre el mismo valor neto, además del Impuesto al Valor
Agregado.

La obligación que se establece a los contribuyentes con ventas de harina superiores a 5.000 Kilos
subsistirá ininterrumpidamente desde el momento en que se alcance el referido volumen de ventas,
aunque posteriormente las ventas bajaren de dicho monto.

CANTIDAD DETALLE PRECIO TOTAL

UNITARIO

20 Sacos de harina $ 5.000 $ 100.000

19% IVA $ 19.000

$ 119.000

Más: 12 % por anticipo de IVA a imputar

en su declaración mensual $ 12.000

TOTAL $ 131.000

Asimismo, los establecimientos comerciales, supermercados, distribuidoras y otros similares, que


fabriquen pan, estarán afectos de igual modo, a la obligación establecida en el número anterior, por
las ventas de harina que efectúen
El monto incluido con tasa del 12% sobre el valor neto de la venta de harina este es un impuesto de
retención que deberán declarar y pagar íntegramente en Arcas Fiscales, no operando contra él
ninguna imputación o crédito fiscal del Impuesto al Valor Agregado, para cuyo efecto deberá ser
incluido en el formulario Nº 29 de Declaración y Pago Simultáneo Mensual, en el espacio o línea
destinado a declarar "IVA parcial retenido a terceros, Art. 3º, inciso 3°", Código 42.

Cambio de sujeto de la Carne


Mataderos y Plantas Faenadoras, en las facturas que emitan por los servicios de faenamiento,
estarán obligados a incluir el Impuesto al Valor Agregado sobre el monto del servicio prestado, más
un 5 % sobre la base imponible que se determine en función de los kilogramos de carne en vara
obtenidos del faenamiento del animal, por el precio promedio del kilogramo de carne en vara de
matadero, del tipo de animal que corresponda, informado para el último periodo mensual
disponible por la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (ODEPA) del Ministerio de Agricultura. En
el caso de aquellas especies (tipos) de animales por las cuales ODEPA no informa precio del kilo de
carne en vara de matadero, el matadero que deba retener este 5 % determinará la base imponible
en función de los kilogramos de carne en vara obtenidos del faenamiento del animal, por el precio
promedio del valor de la carne en vara cobrado por él, en el mes anterior y, si éste no existiese por
no haber transacciones, utilizará el precio promedio del último mes disponible. A la misma
obligación estarán sometidos los contribuyentes que durante la vigencia de la presente resolución,
inicien actividades en el rubro matadero o planta Faenadoras, o cambien o amplíen su giro a
servicios de matanza.

Un ejemplo de emisión de factura por servicios de faenamiento del matadero

CANTIDAD DETALLE PRECIO TOTAL

UNITARIO

1.060 kg Servicios de Faenamiento de ganado $ 40 kg $ 42.400

Correspondiente a 4 novillos
19 % IVA $ 8.056

$ 50.456

5 % por anticipo IVA sobre

1.060 kg.* $ 950 = $ 1.007.000 $ 50.350

TOTAL $ 100.806

las empresas que comercialicen carne, con ventas totales anuales a partir del año 1997 directas o a
través de empresas vinculadas, iguales o superiores a $ 450.000.000.-, estarán obligadas en las
facturas que emitan por las ventas de carne, a incluir un 5 % sobre el mismo valor neto, además del
Impuesto al Valor Agregado.

Ejemplo:

CANTIDAD DETALLE PRECIO TOTAL

UNITARIO

100 kg lomo vetado 2.370 / kg $ 237.000

19 % IVA $ 45.030

$ 282.030

Más: 5 % por anticipo

de IVA $ 11.850

TOTAL $ 293.880

¿Quiénes deben efectuar las retenciones establecidas en los cambios de sujeto de IVA?

Las retenciones las efectúan los agentes retenedores, los que son contribuyentes y a quienes el
Servicio de Impuestos Internos les ha otorgado atribuciones para retener el IVA asociado a las
operaciones de compras o ventas de determinados productos o la prestación de determinados
servicios.
¿Cómo se puede saber si un contribuyente tiene la calidad de agente retenedor para un
determinado producto?

La información relacionada con los contribuyentes que poseen la calidad de agentes retenedores
puede ser revisada en el sitio web del SII, sección Impuestos Mensuales (IVA-F29-F50),
opción Nómina de Agentes retenedores, que indica si el contribuyente correspondiente a
un determinado RUT posee tal calidad.

Cuando se produce una retención de IVA, ¿qué documentos deben emitirse y quiénes deben
hacerlo?

En los cambios de sujetos asociados a transacciones en que los agentes retenedores efectúan
compras de ciertos productos o servicios, éstos deben emitir facturas de compra
Electrónica, disponible en el sitio web del SII, sección Factura Electrónica, para aquellos
contribuyentes que previamente hayan sido autorizados para emitir otros documentos
electrónicos y que cumplan con las exigencias de emisión para las Facturas de Compra
Electrónica, contenidas en Resolución Ex. N° 107, de 2005.

Para las operaciones de ventas de carne o harina, los agentes retenedores deben emitir facturas, en
las cuales se deben incluir el anticipo de IVA efectuado.

Los agentes retenedores deben entregar mensualmente al SII una Declaración Jurada que, en
términos generales, da cuenta de las operaciones realizadas y el detalle de las retenciones de IVA
efectuadas, aun cuando en el período no se registre movimiento. La declaración se debe efectuar
sobre formularios definidos por el Servicio. Los plazos para entregar la información señalada están
contenidos en Resolución Ex. N°138, de 2006. En relación con el formulario a utilizar para el envío
de la información, se encuentra instruido en las Resoluciones Ex. N° 185, de 2010 y N° 61, de 2011.
CONCLUSIÓN

El cambio de sujeto está orientado a aumentar el cumplimiento tributario en materia de IVA,


estableciendo mecanismos de resguardos para la utilización o recuperación de los créditos fiscales
de aquellos contribuyentes que se clasifiquen como “sujetos a retención”.

El cambio de sujeto establecido en la Resolución Exenta N°42 del 2018, traslada la responsabilidad
de recaudar y enterar en arcas fiscales el IVA débito fiscal generado en determinadas operaciones,
desde el “vendedor o prestador de servicios” hacia el “comprador o beneficiario del servicio”.

Este cambio, solo implica una modificación de quién debe enterar los débitos en arcas fiscales,
manteniendo la posibilidad de utilizar dichos débitos como créditos, y permitiendo a los
“vendedores o prestadores de servicios” retenidos, recuperar sus créditos fiscales, como ocurriría
en el escenario que no estuviesen sujetos a retención del IVA. Cabe destacar, que dado el cambio
en la responsabilidad de quién debe enterar el impuesto, implica que las sanciones por
incumplimiento en el entero del IVA en arcas fiscales le son aplicables al comprador o beneficiario
del servicio.

También podría gustarte