Está en la página 1de 11

SELECCIÓN DE PERSONAL.

JUAN BONFANTE.

PRESENTADO A:
NESTOR ARRIETA HERNANDEZ

UNIVERSIDAD DEL SINÚ ELÍAS BECHARA DE ZAINÚM.


FACULTAD DE CIENCIAS ECONOMICAS, ADMINISTRATIVAS Y CONTABLES.
PROGRAMA DE ADMINISTRACIÓN DE EMPRESAS.

MONTERÍA

2.019

INTRODUCCIÓN.
Nuestro mundo actual se mueve a pasos agigantados y adquiriere más complejidad, por esta

razón se vuelve cada vez más exigente. Las décadas pasadas nos han permitido observar

cambios significativos que han afectado la forma de vida de las personas, los adelantos

tecnológicos han cambiado las formas de trabajo, la globalización como fenómeno mundial

está afectando la economía de los países y en especial a los latinoamericanos como el

nuestro, el crecimiento demográfico acarrea más problemas sociales, se han producido

despidos masivos de personal, muchas fábricas e industrias se han cerrado y el mercado

informal que surge como una necesidad de la gente está condicionando la supervivencia de

las organizaciones, las que deben darse nuevos modos de producción y generar mayor

capacidad para competir en un mercado. Estos cambios en el entorno están obligando a las

empresas a repensar sus estrategias de producción y consiguientemente la forma de manejar

su personal, de modo tal que se vuelven cada vez más exigentes con sus colaboradores. En

su afán de responder a las exigencias de un mercado muy competitivo y las del propio

consumidor, las empresas procuran desarrollar productos y servicios de mejor calidad, para

ser más competitivos. Este concepto de calidad ha logrado que las empresas sean más

concientes de sus trabajadores, y pensar que ellos pueden aportar sus conocimientos,

habilidades, destrezas y demás características humanas para la mejora de los productos y

servicios. Por estas razones las empresas actuales no quieren equivocarse a la hora de

gestionar su personal, y adoptan la gestión humana por competencias, que busca desarrollar

en los trabajadores un alto desempeño que garantice la realización de sus tareas con

eficiencia. Para contar con los trabajadores más competentes del mercado, sin lugar a dudas

el primer paso es la selección de personal por competencias. Su objetivo es escoger al

candidato más idóneo para un cargo específico, teniendo en cuenta su potencial y capacidad

de adaptación.
1. DESARROLLO CONCEPTUAL.

Hasta hace pocos años la principal preocupación de un gerente de Recursos Humanos se

centraba únicamente en resolver problemas gremiales; sin embargo hoy es posible que siga

manejando este aspecto, pero también incluye otras actividades como ser: - Lograr que los

empleados sean competitivos - Dejar de improvisar sus actividades, estas deben estar

plenamente planificadas - Medir el impacto de recursos humanos, en resultados financieros

- Crear valor, no reducir costos - Crear un compromiso, y no ser una unidad de vigilancia

del personal.

1.1. ESTRATEGIA EMPRESARIAL Y PLANEAMIENTO DE

RECURSOS HUMANOS

Una de las funciones del área de recursos humanos es participar en el planeamiento general

de la organización y establecer los costos de su área como centro de costos y también

participar en la planificación general. La unidad debe trabajar en forma integrada con las

otras áreas y aportar ideas y soluciones que luego incidirán en los subsistemas de recursos

humanos y de manera directa en el personal, por esto es importante vincular las prácticas de

área de recursos humanos con la estrategia empresarial. Actualmente, un nuevo enfoque

está siendo considerado por los especialistas de recursos humanos y señalan que “los

recursos humanos serán la clave diferenciadora de los negocios de aquí al futuro”. Por eso

se hace indispensable un adecuado manejo interno.

Si analizamos con detenimiento esta aseveración, veremos claramente que la unidad de

Recursos Humanos y el responsable de su manejo, debe ser un miembro más de la

dirección de la empresa y debe estar capacitado no sólo en cuestiones del negocio, sino
también en las prácticas modernas del área. Una correcta política de recursos humanos

incluye necesariamente el planeamiento en todos sus aspectos. La incorporación o

desvinculación de personas, el desarrollo de competencias y la adquisición de nuevos

conocimientos, deben ser aspectos a considerar en el Plan. A partir de la estrategia general

de la empresa, el área de recursos humanos diagnostica las necesidades que se plantean y

mejora a partir de ello su función, para aportar servicios a la empresa.

1.2. ESTRATEGIA EMPRESARIAL Y EL ANÁLISIS Y DESCRIPCIÓN

DE PUESTOS DE TRABAJO

Analizar puestos y después describirlos, comprende una serie de procedimientos para reunir

y analizar la información sobre sus contenidos, las tareas a realizar, los requerimientos

específicos, el contexto en que las tareas son efectuadas y qué tipo de personas deben

contratarse en esa posición. Cuando esta actividad está bien realizada, se ha facilitado

enormemente las funciones de reclutamiento y selección de personal, además constituye la

base para la formación, compensaciones, evaluación del desempeño, desarrollo de la

carrera y los planes de carrera. Como definición, el análisis del puesto de trabajo, es el

proceso que consiste en describir y registrar el fin de un puesto de trabajo, sus principales

cometidos y actividades, las condiciones bajo las que éstas se llevan a cabo y los

conocimientos, habilidades y aptitudes necesarios. (DOLAN S. y otros 2003:19) El análisis

del puesto previo a la descripción, implica un procedimiento sistemático para reunir

información sobre el contenido del puesto, las tareas que realizan y sus requerimientos

específicos y qué tipo de personas se requieren para desempeñarlo


1.3. LA DESCRIPCIÓN DE PUESTOS Y LA GESTIÓN POR

COMPETENCIAS

Si una empresa realiza su gestión basada en competencias, estas deberán ser consideradas al

momento de realizar la descripción de puestos o al momento de revisar las descripciones

existentes. Por esta razón, la aplicación de los cuestionarios y entrevistas que se realicen

para efectuar el relevamiento, deben prever esta información. La descripción del puesto se

realizará relevando información objetiva y preguntas especialmente diseñadas para relevar

competencias. En el momento de redactar las descripciones de puestos se deben revelar las

competencias involucradas para ese puesto. Las competencias forman parte de la

descripción del puesto. Cuando una empresa prepara su descripción de puestos de forma

tradicional, se pregunta solamente, las tareas, obligaciones y responsabilidades que se

requieren para desempeñarse en el puesto. En cambio cuando se presenta una descripción

de puestos basada en competencias se pregunta además, “cuáles son las competencias

necesarias para ser exitoso en el puesto”. Si el entrevistado no está familiarizado con el

concepto de competencia, no podrá responder a esta pregunta, entonces es responsabilidad

del analista de recursos humanos formular las preguntas de otro modo, para obtener las

respuestas deseadas. Otra de las ventajas de trabajar con esta metodología, es que las

descripciones pueden realizarse, en ocasiones, por familia de puestos, si se desea dar

preeminencia a las competencias y no describir en forma detallada las tareas. Dentro de un

esquema por competencias, la descripción del puesto puede hacerse con diferente grado de

detalle en cuanto a las funciones y debe contener un correcto detalle de las competencias

requeridas para cada puesto con el grado de cumplimiento necesario.


2. PROCESO DE SELECCIÓN BASADA EN COMPETENCIAS

La selección de personal es una actividad propia del área de recursos humanos y en la cual

participan otros niveles de la organización. Su objetivo es escoger al candidato más idóneo

para un cargo específico, teniendo en cuenta su potencial y capacidad de adaptación.

Cuando se pretende contratar personas, los procesos de selección, no solamente deben ser

beneficiosos para las organizaciones que contratan, sino también para el nuevo colaborador.

La selección de personal por competencias es un tema muy reciente que esta cautivando a

las empresas modernas que quieren asegurarse de contar con un personal calificado y

competente, y aunque son pocas las personas y el material escrito encontrado en este

campo, es necesario tener más producción literaria por parte de los encargados de recursos

humanos y psicólogos.

2.1. SELECCIÓN

La selección de personal se define como un procedimiento para encontrar al hombre que

cubre el puesto adecuado. Pero, ¿qué significa adecuado?. Para contestar, esta pregunta

cabría considerar las diferencias individuales o sea, tener en cuenta las necesidades de la

organización y su potencial humano así como la satisfacción que el trabajador encuentra en

el desempeño del puesto. Esto nos lleva a determinar el marco de referencia; es decir, la

organización en que se realice la selección de personal, la cual es, pues, la elección de la

persona adecuada para un puesto adecuado y un costo adecuado que permita la realización

del trabajador en el desempeño de su puesto y el desarrollo de sus habilidades y potenciales

a fin de hacerlo más satisfactorio y asimismo y a la comunidad en que se desenvuelve para


contribuir, de esta manera, a los propósitos de organización. Como paso previo a la

selección de personal, resulta obligado conocer la filosofía y propósitos de la organización,

así como los objetivos generales departamentales, secciónales, etc., de la misma. Esto

implica, entre otras cosas, la valoración de los recursos humanos existentes y la planeación

de los que van a ser necesarios para alcanzar los objetivos, y que comprende la

determinación de las necesidades presentes y futuras en cuanto a cantidad y calidad. La

comparación entre dichas necesidades y el inventario de recursos humanos, permite

precisar que se está seleccionando personal para una organización y no para una tarea o

puesto específico, y también que ese proceso tiene lugar en un momento del desarrollo de la

personalidad del individuo y de la dinámica de una organización. Este es un punto que no

siempre se tiene en cuenta. Es frecuente encontrar en la práctica que la selección se efectúa

teniendo en mente un puesto específico y perdiendo de vista a toda la organización.

Algunas organizaciones buscan consultoras externas lo que se conoce como el

“outsourcing”, tendiendo a reducir los costos fijos de la empresa; sin embargo esta política

no debe ser rígida y deberá decidirse si la búsqueda se hace internamente o externamente y

analizar el mejor canal de acceso al mercado laboral según sea el requerimiento de la

organización y de la posición a cubrir.

2.2. EL PROCESO DE SELECCIÓN

Son muchos los pasos que se siguen dentro del proceso de selección, que abarcan desde la

necesidad de cubrir una posición, ya sea por incremento o sustitución y/o retiro del

empleado, pasando por el reclutamiento interno y externo, entrevistas, pruebas realizadas,

hasta la inducción. Frente a la gran cantidad de pasos, la mejor decisión sobre cuáles pasos

aplicar, dependerá de las habilidades o competencias del selector, aunque cuanto mayor
sean los pasos, más seguridad se tendrá de los postulantes a seleccionar. A fin de orientar al

lector, se presenta en forma sintética, los aspectos más importantes del proceso; así

tenemos:

2.2.1. LA REDACCIÓN DE ANUNCIO

Un anuncio debe ser directo y claro y constituye el reflejo de la organización y la imagen

que se desea comunicar. Un buen anuncio es la diferencia entre recibir muchas cartas malas

y pocas cartas buenas. El anuncio básicamente debe contener: - El nombre y tipo de

empresa - Contenido, responsabilidades y cualquier otro dato como el lugar de trabajo,

viajes etc. - Requisitos excluyentes y no excluyentes - Remuneración (pretensiones

salariales) y otros beneficios - Lugar de presentación de los C.V. y medios de recepción

(actualmente las empresas están utilizando los e-mail)

2.2.2. ANÁLISIS DEL CURRÍCULUM VITAE

La lectura del currículum vitae (C.V.) debe estar en relación con el perfil que se pretende

cubrir, tomando en cuenta además la prolijidad, tipo de escritura, errores comunes etc.

Algunos aspectos como edad, sexo, raza etc., pueden ser discriminatorios, por lo que se

deberá tener en cuenta según las normas legales, a fin de no ser demandados. Después de

leer los C.V. se tendrá una lista de postulantes a entrevistar y por consiguiente habrá de

establecerse la forma de citación a fin de garantizar el proceso de selección.

2.2.3. LA ENTREVISTA

La entrevista es uno de los factores que más influencia tienen en la decisión final respecto a

la vinculación o no del candidato. Es un diálogo que tiene un propósito definido y toma en


cuenta las expresiones, ademanes, posturas etc. Tanto en entrevistador como el

entrevistado, tienen su rol y deben actuar dentro de él. Las preguntas de la entrevista, deben

ser preparadas con la debida anticipación, pudiendo ser estas, cerradas, de sondeo,

provocadoras o abiertas.

2.2.4. EL REGISTRO DE LA ENTREVISTA

Una vez realizada la entrevista es importante registrar todo el proceso, de manera que se

cuente con la información suficiente y necesaria para tomar la decisión de contratación. El

registro de la entrevista Una vez realizada la entrevista es importante registrar todo el

proceso, de manera que se cuente con la información suficiente y necesaria para tomar la

decisión de contratación.

2.2.5. EVALUACIÓN

Las evaluaciones pueden ser de distintos tipos como ser: - psicológicas - assessment center

- conocimientos técnicos o habilidades específicas Las pruebas psicológicas son un

instrumento informativo para considerar la candidatura final y permite que las personas

demuestren distintas facetas. No debería utilizarse como elemento excluyente del proceso,

salvo que se detecten ciertos estados psicológicos, que puedan perjudicar el desempeño del

puesto, o demuestren posibles casos patológicos.

2.2.6. DECISIÓN SOBRE EL CANDIDATO

Es importante considerar que la decisión final del proceso de selección, no es

responsabilidad del área de Recursos Humanos, sino del jefe de línea del candidato. Es este

quién debe tomar la decisión, sobre la contratación, si bien Recursos Humanos, puede
asesorar o influir en algunos aspectos, quien en definitiva es el inmediato superior con el

que trabajará el que toma la decisión final. La gestión por competencias se está utilizando

cada vez mas en las empresas y por ello es importante encararla con la debida

responsabilidad, dado que una mala decisión no solamente traerá perjuicios a la empresa,

sino que a la larga quien paga este error es el empleado.

2.2.7. ORIENTACIÓN

Esta actividad se ocupa de introducir a los nuevos empleados en la organización, en los

cometidos de su puesto y presentarles a sus nuevos compañeros, es considerado también el

proceso de socialización. En este punto la comunicación juega un papel importante, es

mediante ésta que se informa al empleado sobre la cultura de la organización, las normas,

reglamentos, estructura orgánica etc., a fin de que el nuevo empleado aprenda los valores,

comportamientos esperados y conocimiento social necesario para sumir su puesto.

2.2.8. EVALUACIÓN Y SEGUIMIENTO DEL RECIÉN INCORPORADO

Las decisiones sobre selección y orientación, así como los procesos que entrañan, pueden

evaluarse a partir de varios criterios diferentes. Los responsables de Recursos Humanos,

pueden utilizar enfoques tangibles, como la utilidad de diversos instrumentos de selección y

sus costos relativos a la rotación de personal entre los empleados nuevos contratados. Las

organizaciones tiene necesidad de predecir hasta qué punto se quedarán los candidatos que

contraten, retener a los mejores en fundamental.


3. CONCLUSIONES

Los cambios que viven las empresas afectan a los perfiles profesionales de los ejecutivos,

de los trabajadores y, de manera especial de los mandos intermedios. El perfil de éstos ha

evolucionado y busca asegurar la mejor contribución de los trabajadores a los resultados

esperados por la organización. Estos directivos-líderes han de saber extraer lo mejor de sus

colaboradores, propiciando al mismo tiempo su satisfacción profesional. La unidad de

Recursos Humanos conjuntamente la dirección de las empresas asumen el reto de propiciar

este clima de rendimiento y satisfacción; hoy en día se necesitan nuevas competencias para

ser más competentes, y en este sentido, la formación continua demanda una cierta actitud

de compromiso. Nos encontramos ante un nuevo mundo del trabajo que plantea nuevos

retos y exige nuevas respuestas. El enfoque de competencias se puede considerar, en este

marco, como la respuesta, desde el área de recursos humanos, a la exigencia de

competitividad de las empresas, al facilitar la orientación de las conductas y

comportamientos a la eficacia, a la eficiencia y a la seguridad.