Está en la página 1de 2

Limpieza e higiene en el tambo : Para evitar problemas

Por ABC Rural

En las fincas lecheras se tiene más en cuenta la higiene en la obtención de la leche y


lastimosamente se descuida a veces el manejo de las deyecciones (orina y estiércol). En
este material queremos explicar los riesgos que conllevan esta situación y ver cómo
poder evitarlas y corregir el problema. (Prof. Dr. Roberto Blanco)*

/ ABC Rural

Es frecuente ver que las vacas están hasta las rodillas, inmersas en un barrial o
descansando en un área inapropiada donde se acumulan restos de heces. Es sabido que
las moscas y gérmenes gustan de la orina y de las heces, y son vectores de
enfermedades. Por eso, cuando las vacas son llevadas al lugar donde deben descansar y
no existen condiciones de higiene, se corre el riesgo de que ellas puedan tener
problemas reproductivos o problemas de la ubre. Eso es lo que el productor debe evitar.

Una buena higiene en el manejo del plantel reduce el riesgo de introducir casos de
mastitis, por lo que es recomendable que las vacas se mantengan en un lugar limpio,
seco y fresco, fuera del fango y de la contaminación fecal.
ALGUNOS NÚMEROS

Una vaca elimina en promedio 20 a 25 kg de excrementos sólidos por día. Su peso


específico es de 750 kg por m³, por lo que se debe prever 3 a 3,5 m² por cabeza el
espacio o área de descanso de las vacas. En cuanto al área de servicios externos, se debe
atender la limpieza de pisos, comedor, bebederos, manejo de estercolero si existe,
control de moscas, limpieza de corral de espera y por supuesto el área de ordeñe.

ÁREA DE ORDEÑO

El acceso al lugar de ordeñe y al área de descanso (sala de espera) deben tener un


declive para evitar la acumulación y el encharcamiento de agua. Esta última sección
(área de descanso) es una de las zonas que puede ser más estresante para las vacas
lecheras que deben esperar entre15 a30 min. o más,2 a3 veces por día, además, el estrés
es igual y se presenta en cualquier clima, pero se agrava cuando no hay ventilación.
Ellas mismas calientan el área de espera y como este sitio es un lugar de aglomeración,
por ello es que hoy día se recurre al uso de ventiladores y rociadores o aspersores de
agua. Los técnicos en esta área recomiendan que la sala de espera deba tener un mínimo
de4,5 m desde el piso hasta el alero del techo.

POSORDEÑO

Si se va a contar con un área o corral de pos ordeño, el lugar debe disponer de


bebederos suficientes, en los cuales las vacas deben estar paradas hasta que los
esfínteres de los pezones se cierren. Se insiste entonces en que las infecciones se
presentan debido al ambiente poco sanitario y por eso se debe atender el lugar donde
deben descansar las vacas y un programa dinámico de limpieza y retiro de las
deyecciones bien puede prevenir el problema. Los productores saben que el estiércol es
de mucho valor para los cultivos forrajeros pero en la práctica lo utilizan escasamente
por no contarse con los recursos y equipamientos necesarios.

EJEMPLO

La Facultad de Ciencias Veterinarias cuenta con un estercolero de 60 m³, donde el


estiércol líquido anteriormente era recogido y esparcido sobre áreas de pastoreo (hay un
proyecto de recuperar este sistema). Los especialistas de suelo dicen que hasta el 96 %
del nitrógeno es recuperado cuando el estiércol líquido es aplicado al suelo, lo que va a
redundar en beneficio de la pastura.

(*) Especialista en producción de ganado bovino de leche

FUENTE: ABC Color – Suplemento Rural


23/04/2014.-