Está en la página 1de 7

Encabezado: Trabajo Práctico N°2

pág. 1

Teogonía - Hesíodo

María Bernardi

Instituto Superior de Profesorado Nº 6 “Dr. Leopoldo Chizzini Melo”

Profesorado de Lengua y Literatura

Literatura Europea I

Inés Callejos

17/08/2017
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 2
INTRODUCCIÓN

Se presentará una hipótesis de lectura sobre la Teogonía de Hesíodo que abordará la


relación entre Urano, Cronos y Zeus. Por ende desarrollaré la cosmogonía, la primera
generación, la tercera generación y la Titanomaquía de forma breve para centrarme en el
tema elegido, justificando aquellas afirmaciones con citas.
Por último, para cerrar el trabajo, daremos una conclusión a modo de reflexión sobre
todo lo que se ha expresado.
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 3
HIPÓTESIS DE LECTURA

La Teogonía es un poema didáctico que nos relata una serie de mitos sobre el origen de
los dioses griegos. El escritor, Hesíodo, fue un poeta griego que vivió en el siglo VI o
VII a.C. Inicia con una introducción o “Proemio”, el cual nos relata que las musas
cantan himnos dedicados a los dioses y decidieron enseñarle este canto a Hesíodo, éste
era un pastor de ovejas.

“Comencemos nuestro canto por las musas Heliconíadas, que habitan la montaña
grande y divina del Helicón. (…) envueltas en densa niebla marchan al abrigo de la
noche, lanzando al viento su maravillosa voz, con himnos [a los Dioses] (…) Ellas
precisamente enseñaron una vez a Hesíodo un bello canto mientras apacentaba sus
ovejas al pie del divino Helicón” (Página 15-16)

Esta introducción también cuenta con el nombramiento de las musas del Olimpo, la
acción que tienen las mismas sobre los hombres y una invocación.
Luego comienza la Cosmogonía que explica, por decirlo de forma sintética, las primeras
existencias en el Cosmos, que fue la tierra, el infierno, el amor, el día y la noche, el
cielo y el infierno. Nos centraremos en la primera y en la segunda existencia, Caos, una
ausencia de orden, el cual es materialmente nada pero a la vez potencialmente todo, es
el punto máximo de la creación. Después existió Gea, la cual representa a la tierra, o sea
todo lo que nos rodea, cuenta el nacimiento o aparición de su primer hijo Urano,
representando al cielo, también dio luz a las montañas, las ninfas y a Ponto,
representando al mar.

“En primer lugar existió el Caos. Después Gea la de amplio pecho (…) Gea
alumbró primero al estrellado Urano con sus mismas proporciones, para que la
contuviera por todas partes y poder ser así sede siempre segura para los felices dioses.
También dio a luz a las grandes Montañas, (…) las Ninfas, (…) parió al estéril piélago
de agitadas olas, el Ponto” (Página 22 y 23)

De Gea y Urano, nacen los Gigantes, los Cíclopes, los Hecatonquiros, los Titanes y
Afrodita. El principal de todos los hijos es el Titán Cronos, que siempre va acompañado
del epíteto “de mente retorcida”, quien luego castra a Urano por su maldad a sus hijos y
a Gea (conspira contra su padre gracias al plan de Gea), en su enojo Urano promete
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 4
vengarse y les llama ofensivamente “Titanes”. Cronos destrona a su padre,
convirtiéndose en el Dios principal.

“Luego, acostada con Urano, alumbró a (…) Cronos, de mente retorcida, el más terrible
de los hijos y se llenó de un intenso odio hacia su padre.” (Página 23)

“…los hijos más terribles, estaban irritados con su padre desde siempre. (…) Urano los
retenía a todos ocultos en el seno de Gea sin dejarles salir a la luz y se gozaba
cínicamente con su malvada acción. La monstruosa Gea (…) urdió una cruel artimaña.
(…) forjó una enorme hoz y luego explicó ́o el plan a sus hijos. (…) Mas el poderoso
Cronos, de mente retorcida (…) respondió (…): << Madre, yo podría, (…) realizar
dicha empresa (…) >>. Vino el poderoso Urano conduciendo la noche, se echó sobre la
tierra (…) El hijo (…) empuño con la derecha la prodigiosa hoz (…) segó los genitales
de su padre y luego los arrojó a la ventura por detrás. A estos dioses su padre (…) les
dio el nombre de Titanes aplicando tal insulto a los hijos que el mismo engendró. Decía
que en su intento, con temeraria sensatez habían cometido un acto terrible por el que
luego tendrían justo castigo” (Página 24, 25 y 26)

Continúa con la unión de dioses, por ende, aparecieron hijos y deidades, pero la unión
central para esta hipótesis es Cronos y Rea (hijos de Gea y Urano), la cual da origen a
los dioses más conocidos es decir, los de la tercera generación. Pero Cronos se los
comió a todos sus hijos menos a Zeus, porque Gea le advierte que uno de sus hijos va a
quitarle su lugar de gobernador de los inmortales. Rea en su desesperación, acude a su
madre y engañan a Cronos, ocultando a Zeus en Creta y le da a Cronos una piedra;
creyendo éste que era su hijo. Zeus crece y obliga a Cronos a vomitar a todos sus
hermanos y le quitó el lugar de líder.

“Rea, entregada a Cronos, tuvo famosos hijos (…) se los tragó el poderoso Cronos
según iban viniendo [naciendo] (…) para que ningún otro de los ilustres descendientes
de Urano tuviera dignidad real entre los Inmortales. Pues sabía por Gea y el estrellado
Urano que era su destino sucumbir a manos de su propio hijo, (…) Rea sufría
terriblemente. Pero cuando ya estaba a punto de dar a luz a Zeus, padre de dioses y
hombres, entonces suplicó enseguida a sus padres, (…) que le ayudaran a urdir un plan
para tener ocultamente el parto de su hijo y vengar. (...) escucharon atentamente a su
hija y la obedecieron (…) [cuando ya estaba a punto de parir a (…) el poderoso
Zeus. A éste le recogió la monstruosa Gea para criarlo y cuidarlo en la espaciosa
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 5
Creta]. (…) Y envolviendo en pañales una enorme piedra, la puso en manos del gran
soberano Uránida, (…) y la introdujo en su estómago, ¡desgraciado! (…) se le quedaba
para el futuro su invencible e imperturbable hijo, que pronto, venciéndole con su fuerza
y sus propias manos, iba a privarle de su dignidad y a reinar entre los Inmortales. (…)
Primero vomitó la piedra, última cosa que se tragó; y Zeus (…) Libró a sus tíos paternos
de sus dolorosas cadenas, <a los Uránidas, Brontes, Estéropes y el vigoroso Arges>, a
los que insensatamente encadenó su padre” (Página 38, 39 y 40)

Luego, de esto sucedió la Titanomaquía, lo cual consiste en la guerra entre Titanes y


Olímpicos por el poder. Aquí se demuestra la victoria de Zeus y de toda la 3ra
generación de los dioses.

“Ya hacía tiempo que luchaban soportando dolorosas fatigas enfrentados unos contra
otros a través de violentos combates, los dioses Titanes y los que nacieron de
Cronos; (…) llevaban ya combatiendo en conjunto más de diez años. (…) Trescientas
rocas lanzaban sin respiro con sus poderosas manos y cubrieron por completo con
estos proyectiles a los Titanes. Los enviaron bajo la anchurosa tierra y los
ataron entre inexorables cadenas después de vencerlos con sus brazos, aunque eran
audaces, tan hondos bajo la tierra como lejos está el cielo de la tierra; [esa distancia hay
desde la tierra hasta el tenebroso Tártaro].” (Página 46 y 50)
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 6
CONCLUSIÓN

Existe una relación fundamental entre Urano, Cronos y Zeus. Estos son familia como se
demuestra anteriormente, además de que los tres comparten siempre una posición de
liderazgo o superioridad ante los demás seres inmortales. En la Teogonía, Hesíodo deja
en claro que Urano y Cronos son seres malvados e injustos que atentaron contra sus
esposas e hijos, ya sea por un bien propio o simple maldad. Mientras que Zeus
representa la justicia y la bondad al ayudar a su madre, hermanos y se impone al
encerrar a los titanes en el tártaro, declarando el fin de toda maldad.
Es destacable que los inmortales tienen actitudes, pensamientos, acciones, tanto buenas
como malas, iguales a las de los seres humanos, se ve en la maldad de Urano, en el
egoísmo de Cronos y la bondad en Zeus.
Encabezado: Trabajo Práctico N°2
pág. 7
BIBLIOGRAFÍA

- Hesíodo (2008) Teogonía. Trabajos y días. Barcelona, Editorial Gredos.


(Introducción, traducción y notas de Aurelio Pérez Jiménez)

También podría gustarte