Está en la página 1de 20
24 Ven cvaAT RO CARGO Instituto dey). Defensa Legal ‘IS Bapeciente: Materia: Constitucional Sumilla: Interponemos demanda de amparo SENOR JUEZ DEL JUZGADO CONSTITUCIONAL DE TURNO DE LA CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA DE LIMA: El INSTITUTO DE DEFENSA LEGAL, esociacién civil inscrita en el Registro de Personas Juridicas de Lima, con RUC N° 20110504412, debidamente representada por su director general Glatzer TUESTA ALTAMIRANO, ciudadano peruano, identificado con DNI N° 10070689; Ronald GAMARRA HERRERA, ciudadano peruano, identificado con DNI N° 08725115; Antonio MALDONADO PAREDES, ciudidano peruano, identificado con DNI N° 07250445; Gerardo TAVARA CASTILLO, ciudadano peruano, identificado con DNI N° 06758912; Liz Ivett MeLENDEZ Lopez, —_ciudadana_peruana, identificado con DNI N? 408117802, todos con domicilio en la avenida Felipe Pardo y Aliaga N° 272, en el distrito de San Isidro y ciudad de Lima, ante usted se presentan y dicen: Que, bajo el amparo del articulo 8 de la Declaracién Universal de Derechos Humanos, el articulo 3 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Politicos, el articulo 25 de la Convencién Americana sobre Derechos Humanos, el articulo 200.2 de la Constitucién Politica del Estado y del articulo 37 y siguientes del Cédigo Procesal Constitucional, interponemos demanda constitucional de amparo contra el presidente del Congreso de la Republica, Pedro Olaechea Alvarez- Calderén, por el procedimiento de elecci6n de magistrados del Tribunal Constitucional sin contar con mecanismos de publicidad y transparencia que permitan asegurar la independencia, idoneidad y legitimidad dé los eandidatos. En ese sentido, la Comisién Especial Encargada de Seleccionar a los Candidatos a Magistrados de! ‘Tribunal Constitucfonal del Congreso de wv. Pardo y Aliaga 272, Lima 27, Perd. T. (511) 6175700 / Web: www.idl.org.pe / email: idl@idl.org.pe 25 VEINTICINCO la Repiiblica, en sesidn realizada el pasado 13 de septiembre, acordé declararse en sesién permanente para la répida selecciGn de seis nuevos magistrados del Tribunal Constitucional, a través de le modalidad especial, La convoeatoria, sin embargo, es incompatible con la Constitucién y el Derecho Internacional de los Derechos Humanos, toda vez que vulnera nuestros derechos fundamentales a la tutela jurisdiccional efectiva -en su faz relativa al acceso a la justicia— y a la participacién ciudadana. En principio, porque el procedimiento de seleccién de los eventuales magistrados guardianes de la constitucionalidad se ha conducido sin mecanismos de publicidad electoral ni la participacién de la sociedad civil. Dichas irregularidades, indefectiblemente, no garantizan condiciones juridicamente aceptables para la eleccién de los nuevos jueces constitucionales. I. REQUISITOS DE ADMISIBILIDAD DE LA DEMANDA. 1, Legitimacién activa De conformidad con el articulo 26 del Cédigo Procesal Constitucional, las organizaciones de la sociedad civil y personas demandantes somos igualmente titulares de los derechos findamentales afectados en el presente caso: la tutela jurisdiccional efectiva (en su faz relativa al acceso a la justicia) y la participacién cfudadana, Por ello, solicitamos a su despacho su intervencién jurisdiccional en defensa del orden constitucional. 2. Legitimacién pasiva El demandado es Pedro Olaechea Alvarez-Calder6n, en su condicién de presidente del Congreso de la Repiiblica y presidente supernumerario de la Comisién Especial Encargada de Seleccionar a los Candidatos a Magistrados del Tribunal Constitucional del Congreso de la Repablica (en adelante, la Comisién). Tiene domicilio en Ia Plaza Bolfvar, avenida ‘Abaneay s/n, en el Cercado de Lima, Es representado judicialmente por el procurador piblico Edwin Gamarra Lévano, debiendo notificdrsele en la avenida Abancay 251, oficina 610, en el Cercado de Lima. 3. Hechos lesivos El procedimiento de eleccién de magistrados del Tribunal Constitucional, por parte de la Comisién, sin contat con mecanismos de publicidad y transparencia que permitan asegurar la independencia, idoneidad y legitimidad de los candidatos. 26, vernnséis Esta se inicié el 19 de noviembre de 2018, a través del Acuerdo de la Junta de Portavoces N° 39-2018-2019/JUNTA-CR, en que la Comisién opts por un procedimiento de seleccién especial. E! proceso de eleccién contintia a la fecha, 4, Derechos fundamentales y bienes juridico constitucionales afectados En el caso concreto, se han vulnerado los siguientes derechos fundamentales: a, El derecho de acceso a ta justicia, en sus posiciones relativas al derecho a que Jos mecanismos de eleccién de magistrados sean publicos y transparentes y a la aparieneia de indepedencia de los magistrados, consagrados en el articulo 139.3 de la Constitucién Politica, el articulo 8 de la Convencién Americana sobre Derechos Humanos, el articulo 14 de! Pacto Internacional de Derechos Civiles y Politicos y los Principios Bésicos de las Naciones Unidas Relativos a la Independencia de la Judicatura. El derecho a la participacién ciudadana, en su posicién relativa al derecho a la participacién ciudadana en Ia seleccién y el nombramiento de magistrados, consagrados en los articulos 2.17 y 139.17 de la Constitucién Popular, el articulo 23 de la Convencién Americana sobre Derechos Humanos, el articulo 25 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Politicos y los Principios Bésicos de las Naciones Unidas Relativos a la Independencia de la Judicatura. 5. Petitorio De acuerdo con los articulos 1 y 55 del Cédigo Procesal Constitucional, le solicitamos declarar fundada la presente demanda de amparo y, en consecuenci a, Suspender el proceso de convocatoria a elecciones de magistrados del Tribunal Constitucional, convocada por la Comisién Especial Encargada de Seleccionar a los Candidatos a Magistrados del Tribunal Constitucional del Congreso de la Republica, hasta que se establezcan en forma expresa mecanismos de publicidad y transparencia que permitan la participacién y fisealizacién de la sociedad civil. Anular todos Ios actos parlamentarios adoptados en el marco del proceso de convocatoria a elecciones de magistrados del Tribunal Constitucional, incluyendo la eleccién de un proceso especial, la presentacién y la designacién de candidaturas a magistrados del Tribunal Constitucional, asi como aquellos actos ulteriores. 24 VeINnsere 6, Competencia territorial De conformided con el artfeulo 51 del Cédigo Procesal Constitucional, Ia demanda de amparo debe ser presentada donde se afect6 el derecho o donde tiene su domicilio principal el afectado, a eleccién del demandante. En este caso, los demandantes tienen su domicilio en la ciudad de Lima, cuyos tribuneles eligen para presentar esta demanda, I, REQUISITOS DE PROCEDENCIA DE LA DEMANDA La presente demanda cumple con todos los requisitos de procedencia exigidos por el Cédigo Procesal Constitucional. 1. Los hechos y el petitorio de la demanda estan referidos en forma directa al contenido constitucionalmente protegido de los derechos invocados La presente demanda demostrard fehacientemente que la conducta de la Comisién ha vulnerado el contenido constitucional de los derechos fundamentales de los demandantes al acceso a la justicia y a la participacién ciudadana, en cuanto se refieren a la eleccién y el nombramiento de altos magistrados y a la garantia de apariencia de imparcialidad de Ia funcién jurisdiccional, 2, No existen vias procedimentales especificas para la proteccién de los derechos constitucionales vulnerados La via constitucional es la idénea a fin de resolver la controversia en el caso concreto, pues no existen otras previas o paralelas. De conformidad con el articulo 5.2 del Cédigo Procesal Constitucional, «{nJo proceden los procesos constitucionales cuando [...] existan vias procedimentales especificas, igualmente satisfactorias, para la proteccién del derecho constitucional amenazado o vulnerado, salvo cuando se trate del proceso de habeas corpus». En este caso, no existen mecanismos legales para cuestionar la actuacién de la Comisién en sede parlamentaria, En tal sentido, en la medida que se afectan bienes juridicos de la més alta relevancia constitucional, la via del amparo es la tinica idénea para resolver la controversia de autos y garantizar Ia vigencia de los derechos fundamentales y principios constitucionales comprometidos, Ello, de conformidad con el precedente contenido en el caso Elgo Rios Niiiez. (Exp. N° 03070-2013-AA/TC). Asimismo, el amparo es la via idénea por su celeridad y eficacia, en raz6n de su naturaleza tuitiva, Igualmente, permite resolver adecuadamente cuestiones de interpretacién juridica de derechos fundamentales y principios constitucionales. 28 VelNnoKKe Por otro lado, no es posible considerar que el procedimiento de tacha sea una via previa. En primer lugar, porque el objeto de la tacha es impugnar ~en base a argumentos objetivos- una més candidaturas en un proceso de eleccién politica, segiin establece la Ley Organica del Tribunal Constitucional en su articulo 8. En el presente caso, sin embargo, el hecho lesivo no reside en la postulacién de unos u otros candidatos al Tribunal Constitucional, sino al desarrollo en conjunto de un proceso de eleccién irregular y cerrado a la participacién de las otgenizaciones de Ia sociedad civil. El objeto de la presente demanda, por ello, no es cuestionar a los candidatos a ocupar una plaza de juez constitucional, sino al proceso de eleccién en sf mismo. Ambos objetos son diferentes y Ia tacha no es capaz de satisfacer el derecho de los demandantes. Por tiltimo, ef amparo es la via idénea por su celeridad y eficacia, en razén de su naturaleza tuitiva. Igualmente, permite resolver adecuadamente cuestiones de interpretacién juridica de derechos fundamentales y principios constitucioneles. 3. La violacién de los derechos constitucionales de los agraviados es reversible y reparable De conformidad con el principio restitutorio, contenido en el articulo 1 del Cédigo Procesal Constitueional, los procesos constitucionales solo proceden cuando la violaci6n de derechos es reversible. En este caso, traténdose del desarrollo de un proceso de eleceién a magistrados del Tribunal Constitucional en curso, la afectacién de derechos y bienes juridico- constitucionales subsiste. En consecuencia, es posible de interrumpir a través de una orden judicial, permitiendo la reparacién de los derechos fundamentales afectados. Con esto se cumple con el requisito de procedencia. 4, El plazo para presentar la demanda Segiin el articulo 44 del Cédigo Procesal Constitucional, el plazo para interponer prescribe a los 60 dias de ocurrida Ia afectacién de un derecho fundamental. No obstante, la propia disposicién hace las siguientes precisiones: 1) El plazo se computa desde el momento en que se produce la afectacién, aun cuando la orden respectiva haya sido dictada con anterioridad, 2) Si la afectacién y la orden que la ampara son ejecutadas simulténeamente, el cémputo del plazo se inicia en dicho momento. 3) Si los actos que constituyen la afectacién son continuados, el plazo se computa desde la fecha en que haya cesado totalmente su ejecuciGn, 4) La amenaza de ejecucién de un acto lesivo no da inicio al cémputo del plazo, Sélo si la afectacién se produce se deberd empezar a contar el plazo, 5) Si el agravio consiste en una omisién, el plazo no transcurriré mientras ella subsista. ay VEINTNVEVE 6) El plazo comenzaré a contarse una vez agotada la via previa, cuando ella proceda, [Resaltado nuestro] Teniendo en cuenta que el hecho lesivo es Ia convocatoria a elecoiones de magistrados al Tribunal Constitucional actualmente en curso, la violacién de derechos fundamentales no ha cesado. Es continua en el tiempo. Por tanto, a la fecha no ha operado el plazo de prescripeién, con lo que se cumple este requisito de procedencia, Ill, FUNDAMENTACION FACTICA A decir de nuestra Constitucién Politica de 1993, el Tribunal Constitucional es el érgano de control de la Constitucién, Es autnomo e independiente. Se compone de siete miembros elegidos por cinco afios, Ios cuales son elegidos por el Congreso de Ia Repiblica con el voto favorable de los dos tercios del niimero legal de sus miembros (articulo 201). Elarticulo 8 de la Ley N° 28301 (Ley Orgénica del Tribunal Constitucional) establece que: [...] el Pleno del Congreso designa una Comisién Especial integrada por siete 0 nueve congresistas, respetando en lo posible la proporeionalidad y pluralidad de cada grupo parlamentario en el Congreso, para encargarse de conocer del procedimiento de designacién en cualquiera de las dos modalidades siguientes: 1. Ordinaria La Comisi6n Especial selecciona a los candidatos que, a su juicio, merecen ser declarados aptos para ser elegidos. Publica en el diario oficial El Peruano la convocatoria para la presentacién de propuestas. Asimismo, publica la relacién de las personas propuestas a fin de que se puedan formular tachas, las que deben estar acompafiadas de prueba documental, Presentada la propuesta de uno o mas candidatos se convoca en término no inferior a siete dias al Pleno del Congreso para que se proceda @ la eleccién. 2, Especial La Comisién Especial selecciona a los candidatos que, a su juicio, merecen ser declarados aptos para ser elegidos, efectuando la convocatoria por invitacién. Es asf que el 14 de noviembre de 2018 Ernesto Blume Fortini, presidente del Tribunal Constitucional, envié un oficio al entonces presidente del Congreso, Daniel Salaverry, solicitando que se inicie el procedimiento de eleccién de los nuevos magistrados del Tribunal Constitucional, debido a que 6 de los 7 magistrados coneluirfan su mandato constitucional el dia 3 de junio de 2019. Como consecuencia de dicha comunicacién el dia 19 de noviembre de 2018, la Junta de Portavoces del Congreso mediante el Acuerdo 38-2018-2019/JUNTA-CR estableci6 conformer la Comisién Especial para la elecoién de los magistrados del Tribunal Constitucional. Esta comisién quedé integrada por nueve miembros de grupos 30 Penn parlamentarios de la siguiente manera: Fuerza Popular (2); Peruanos por Kambio (1); Alianza Para el Progreso (1); Frente Amplio (1); APRA (1); Nuevo Perti (1); y Accién Popular (1) y no ageupados (1). Mediante el Acuerdo de la Junta de Portavoces N° 39-2018-2019/JUNTA-CR se estableci6, por mayoria, que la modalidad para Ia eleccién de magistrados del Tribunal Constitucional seria la de invitacion, es decir, la especial. EI dia 22 de noviembre de 2018 el Pleno del Congreso de la Repiblica aprobé por unanimidad la propuesta de la Junta de Portavoces de establecer la Comisién Especial para la eleccién de los magistrados de! Tribunal Constitucional. El hecho es que el texto del articulo 8° de la Ley Orgénica del Tribunal establece que la Comisién Especial debe estar compuesta por 7 0 9 congresistas, respetando en lo posible la proporcionalidad y pluralidad de cada grupo parlamentario, raz6n_por la cual en la Junta de Portavoces del Congreso se acordé presentar un proyecto de ley para modificar el texto de la mencionada Ley Orgénica para modificar justamente el nlimero de integrantes de la Comisién Especial debido a que en tl tiltimo perfodo se ha incrementado el némero de bancadas parlamentarias, EI dato relevante que se debe considerar es que luego de presentado el proyecto de ley en Ios términos indicados fue derivado a la Comisin de Constitucién, la cual hasta la fecha no ha emitido ningin dictamen, A pesat de ello el dia 11 de setiembre de 2019, el Pleno del Congreso de la Repiiblica, bajo ia presidencia del congresista Pedro Olaechea Alvarez-Calderén, aprobé la nueva conformacién de la Comisién Especial para la eleccién de los magistrados del Tribunal Constitucional y procedié a la designacién de los integrantes de dicha Comisién: Pedro Olaechea Alvarez-Calderén; Marco Arana Zegarra; Juan Carlos del Aguila Cardenas, Matisol Espinoza Cruz; Luis Galarreta Velarde; Clayton Galvan Vento; Victor Andrés Garcia Belaunde; Alberto Oliva Corrales; Alberto Quintanilla y Javier Velasquez Quesquén, Es asi que el presidente del Congreso convocé para el 13 de setiembre de 2019 a las 4:00 de la tarde para la primera sesin de la Comisién Especial. En dicha sesién deciden declararse en sesién permanente. El dfa 16 de setiembre de 2019, 2 las 4:00 de la tarde, la Comisién Especial también sesién circunstancia en la cual se planted que los grupos parlamentarios realicen sus propuestas de candidatos a integrantes del Tribunal Constitucional. En la sesién del 17 de setiembre de 2019 de la Comisién Especial algunos de sus integrantes presentaron las siguientes candidaturas: © Elpresidente del Congreso, Pedro Olaechea, propuso al exjuez Roberto Acevedo y a la exprocuradora Delia Mufioz Muftoz. 34 TREINTA YUN El congresista Victor Andrés Garcfa Belainde (Accién Popular) planteé que el exvocal Manuel Sanchez Palacios, el abogado Gonzalo Ortiz de Zeballos y el expresidente del Poder Judicial, Hugo Sivina Hurtado. El congresista Clayton Galvan propuso a la exintegrante de la Comisién Especial de la Reforma Politica, Milagros Campos Ramos, y al expresidente del Tribunal Constitucional, Ernesto Alvarez Miranda. La legisladora de Alianza Para el Progreso (APP), Marisol Espinoza propuso a los abogados Edgar Carpio y Carlos Hakansson Nieto. El aprista Javier Velésquez Quesquén propuso al exabogado de Alan Garcia, William Medina Barrera, al abogado José A. Morales Saravia y a la jueza Wilda Cardenas Faleén. El fujimorista Luis Galarreta a Ricardo Beaumont Gallirgos y la exjueza Carmela Orbegoso. Es importante seflalar que es en esta sesién el presidente del Congreso otorgé un plazo de 24 horas para que los grupos parlamentarios integrantes de la Comisién Especial propongan a sus candidatos al TC. El presidente convoc6 para que la siguiente sesién se desarrolle el dia 18 de setiembre la Comisién Especial a las 4:00 de la tarde, El hecho es que a la hora indicada el seffor Congresista Alberto Quintanilla Ilegé a la cita, pero solo encontré al presidente del Congreso, al Oficial Mayor y personal administrativo, razén por la cual a la 4:15 procedié a retirarse. EI mencionado congresista retorné a la Sala Basadre, lugar de sesién de la Comisién Especial, a las 4:45 de la tarde y al ingresar el seflor presidente del Congreso le indies que ya estaban culminando la sesi6n y que de los 14 nombres propuestos habian acordado quedarse con solo 11 candidatos, procediendo a levantar la sesi6n. Los nombres de los candidatos son Jos siguientes: Carlos Guillermo Hakensson Nieto, Gonzalo Ortiz de Zevallos Olaechea, Emesto Alvarez Miranda, Delia Mufioz Muftoz Roberto Luis Acevedo Mena. Edgar Carpio Marcos, Wilber Nilo Medina, Manuel Sanchez Palacios, Carmela de Orbegoso, Francisco Humberto Morales ©0000 00000 32 TREI UTR Y DOS © Milagros Campos Ramos. El dfa jueves 19 de setiembre en horas de la noche el presidente del Congreso anuncié piiblicamente que se habia convocado para el dia 30 de setiembre de 2019 para realizar el pleno del congreso en el cual sé deben elegir los nuevos integrantes del Tribunal Constitucional. De lo expuesto podemos constatar que el proceso de seleceion y designacién de nuevos magistrados del Tribunal Constitucional esta viciado por un conjunto de graves irregularidades las cuales son constitutivas de violaciones contra derechos fundamentales de un conjunto indeterminado de ciudadanos, que incluye a los demandantes. El hecho de que la Junta de Portavoces haya aprobado como modalidad de eleceién Ia Hamada especial o por invitacién no significa, bajo ninguna circunstancia, que esta modalidad esté gobernada por Ia arbitrariedad. Se esta eligiendo a los integrantes de una alta corte de justicia y, por lo tanto, los procedimientos de su eleccién deben de responder a estdndares internacionales previamente establecidos para tal fin. Como se puede apreciar la afirmacién de que el proceso de seleccién y nombramiento estaba activado desde fines del afio pasado es falso, ya que se estaba a la espera del dictamen de la Comisién de Constitucién sobre el proyecto de ley que modificada el texto del articulo 8 de Ia Ley Organica del Tribunal Constitucional. Este hecho es de exclusiva responsabilidad de quien conduce la Comisién de Constitucién del Congreso de la Repiiblica, y ha impedido que las nuevas bancadas parlamentarias participen en Ia Comisi6n Especial. Pero tambign la inusitada celeridad con la cual el presidente del Congreso y otros congresistas representantes de las bancadas fujimorista y aprista han mangjado este proceso, que desde todo punto de andlisis es el més apurado de nuestra historia reciente, ha determinado que se perpetren otras graves irregularidades como las de no haber cumplido con el elemental procedimiento de invitacién a los llamados candidatos, como de igual forma no contar con Ja aceptacién formal de ninguno de ellos. EI procedimiento especial o por invitacién establecido en el articulo 8° de la Ley Organica del Tribunal Constitucional no entrega una carta blanea para que el congreso rompe las reglas elementales de designacién de un magistrado de un Tribunal Constitucional. EI hecho de que las propuestas de los 11 candidatos se hayan aceptado, que se hayan analizado sus curriculos de vida y trayectoria y luego se hayan discutido y admitido la legalidad de cada una de las propuestas en solo una media hora de reunién de la Comisién Especial es un hecho que pone en evidencia el desarrollo de graves vulneraciones a diversos derechos constitucionales. 33 TRetura yes Finalmente, el pasado 22 de septiembre, el programa de television Cuarto Poder revelé un audio en el que se evidencian las coordinaciones, entre congresistas fujimoristas y apristas, para la eleccién de magistrados del TC al interior de la Comisién Especial: Rosa Bartra: Qué tanto escdndalo, esto va a pasar, igual. Ursula Letona: Por un tubo, serdn palabras vacias. Rosa Bartra: Va a ser un periodicazo de unas horas. Javier Veldsquez Quesquén: Es importante de que... hoy yo le he dicho al Presidente, decirle al Nuevo Peri ‘ya, acrediten su miembro en la comisiOn, para elegir a los miembros del ‘Tribunal’. Es importante que el lunes a mds tardar o el martes, el presidente del Congreso instale la Comisién, BI solo hecho que instale la comisién... Miguel Torres: Manda un mensaje Javier Velésquez Quesquén: Ya al Tribunal le bajas una llanta, el solo hecho que instale, ya en ‘enero, febrero 0 marzo, nos ponemos de acuerdo, En lo que sf que debemos tener muy en claro es que este Tribunal no se va a quedar un dia més y si ya tienen la pieza de recambio en enero o febrero. Miguel Torres: Si... Javier Velésquez Quesquén: ¢Pueden hacer esa gestién? 40 no? IV. FUNDAMENTACION JURIDICA La convocatoria a elecciones de magistrados al Tribunal Constitucional, llevada a cabo por Ia Comisi6n, es inconstitucional. Presenta nunierosas imregularidades que la convierten en un mecanismo opaco y cerrado a la participacién de la sociedad civil. Estos hechos vulneran los derechos fundamentales al acceso a la justicia y a Ja participacién ciudadana, en sus posiciones relativas al derecho de los ciudadanos y ciudadanas a que las elecciones se realicen de forma piblica y transparente, a participar directamente en Ia seleccién, y a la garantia de apariencia de independencia de los magistrados electos. La vulneracién se hace més apremiante traténdose del Tribunal Constitucional, intérprete supremo de la Constitucién y el més alto tribunal de justicia del pafs. A continuacién, fundamentamos nuestra posicién en base al derecho nacional e internacional. 1. Elderecho de acceso a la justicia y las garantias de independencia judicial 1.1, Acceso a la justicia y tutela jurisdiccional efectiva 34 TAR NTA Y AND El derecho de acceso a la justicia es uno de las condiciones que permite la existencia del Estado social, democrético y constitucional de Derecho. En el Perd, se le reconoce en la Constitucién Politica a través del derecho a la tutela jurisdiccional efectiva. Este ultimo ha sido consagrado en el atticulo 139.3. Igualmente, es recogido en amplitud en el derecho internacional: la Convencién Americana sobre Derechos Humanos (articulo 8), el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Politicos (articulo 14), entre otros. El Cédigo Procesal Constitucional si lo ha reconocido en forma expresa, en su articulo 4, comio contenido del derecho a la tutela procesal efectiva: El amparo procede respecto de resoluciones judiciales firmes dictadas con manifiesto agravio a la tutela procesal efectiva, que comprende el acceso a la justicia y el debido proceso. De igual forma lo hacen la jurisprudencia uniforme de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (en adelante, Corte IDH), en casos como Maritza Urrutia contra Guatemala, Santos contra Argentina, Yatama contra Nicaragua o Lépez Alvarez contra Honduras. En el ambito del sistema interamericano, el derecho de acceso 2 la justicia deriva de los articulos 8 y 25 de la Convencién Americana, de los cuales se desprenden una serie de obligaciones estatales ‘que se deben garantizar a las personas afectadas en sus derechos para la biisqueda de justicia, También el Tribunal Constitucional (en adelante, TC) ha sefialado que el acceso a la justicia implica la garantia de que los citidadanos puedan acceder a los érganos jurisdiccionales para resolver una situacién juridica, conflicto de derechos o presentacién de reclamos en un proceso judicial!, Se trata, en consecuencia, de un derecho fundamental y convencional, En principio, esta referido a la garantia de acceso de los ciudadanos y ciudadanas al sistema de justicie a través de una accién legal. Sin embargo, el contenido del derecho ha evolucionado, Hoy es més amplio y recoge otros aspectos: el derecho a un procedimiento justo y a la ejecucién de las decisiones judiciales. Segin Birgin y Gherardi: Bl acceso de la justicia, entonces, puede ser considerado desde tres aspectos diferenciados ‘aunque complementarios entre si: el acceso propiamente dicho, es decir, la posibilidad de llegar al sistema judicial; la posibilidad de lograr un buen servicio de justicia, es decir, no sélo llegar al sistema sino que éste brinde la posibilidad de lograr un pronunciamiento judicial justo en un tiempo prudencial; y por iltimo, complementario necesariamente, es el conocimiento de los derechos por parte de los ciudadanos, de los medios para poder ejercer y hacer reconocer esos derechos y especificamente la conciencia del acceso a la justicia como un derecho y la consiguiente obligacién del Estado de brindarlo y promoverlo”. * Sentencias del Tribunal Constitucional, Exp. N° 03063-2009-PA/TC y 0763-2005-PA/TC. 2Birgin, H. y N. Gherardi (2008), £I acceso a la Justicia como wn derecho humano fundamental: retos y oportunidades para mejorar el ejercicto de los derechos de las mujeres, Buenos Aires: El Mono Armado, p. 5. 35 TRELNTA YCUNCO Cangado Trindade, expresidente de la Corte IDH, ha resumido la discusién en el derecho a [a realizacién de la justicia, al propio derecho, en los siguientes términos: ‘Uno de los componentes principales de ese derecho es precisamente el acceso directo a un tribunal competente, independiente e imparcial, a niveles tanto nacional como internacional. Si a dicho tribunal no son atribuidos los recursos humanos y materiales necesarios para el ejercicio de sus funciones, se est privandoa Jos justiciables del derecho de acceso a la justicia, Sin estos recursos necesarios, al derecho se torna ilusorio, Como ime permit{ seflalar en una obra reciente, podemos aqu{ visualizar un'verdadero derecho al Derecho, 0 sea, el derecho @ un ordenamiento juridico, a niveles tanto nacional como internacional, que efectivamente salvaguarde los derechos fundamentales de la persona humane?. [Resaltado nuestro] La realizacién de Ia justicia, como fin del derecho de acceso @ la justicia, exige también de procedimientos que retinan gerantfas minimas de justicia, Entre ellas, el derecho a contar con magistrados y magistradas provistos de independencia e imparcialidad, pues solo asi la ciudadania puede tener confianza la funcién de las autoridades jurisdiccionales. Por ello, ef derecho de acceso a la justicia -y con é! la propia tutela jurisdiccional efectiva—involucra la realizacién de elecciones de magistrados piblicas y transparentes, como seffalaremos 2 continuacién. 1.2. El derecho de acceso a Ia justicia en relacidn a la independencia judicial La independencia judicial ha sido reconocida como parte del derecho a la tutela jurisdiccional efectiva en el propio texto constitucional, en su artfculo 139.2 (la independencia en el ejercicio de la funcién jurisdiccional). Se trata de un bien juridico de la més alta relevancia constitucional. El acceso a la justicia, por su parte, incide también en la proteccién de'este bien juridico. A través del derecho de acceso a la justicia, la ciudadanta tiene derecho a que los magistrados y magistradas en especial de los altos tribunales de justicia, como el Tribunal Constitucional~ sean elegidos a través de mecanismos piiblicos y transparentes. Adicionalmente, de les obligaciones derivadas del derecho de acceso a la justicia se desptenden determinadas garantfas que los Estados deben brindar a las y los operadores del sistema de justicia, a efecto de garantizar su ejercicio independiente y posibiliter asf que el Estado cumpla con su obligacién de brindar acceso a la justicia a las personas. 2 Cangado Trindade, A. (2003), EI derecho de acceso a la justicia Internacional y tas condiciones para su realizacién en el sistema interamericano de proteccién de tos derechos humanos, En: Revista Interamericans de Derechos Humanos, Vol. 37, p.73. ‘Ast, por ejemplo, la Corte Interamericana ha seftalado que de las obligaciones que justiciables sujetos a provesos ante los tribunales surgen a su vez"“derechos para los jueces”, ente ellos, la Corte el Estado para los 36 TUBIMTAN Sets, Al respeoto, en el caso Reverén Trujillo contra Venezuela, la Corte precis6 que los jueces, a diferencia de los demas funcionarios puiblicos, cuentan con determinadas garantias debido a Ia independencia necesaria del Poder Judicial para los justiciables, lo cual la Corte ha entendido como “esencial para el ejercicio de la funcién judicial”’. A esta situacién son extensible, en razén de similar jerarquia, el Ministerio Publico y el Tribunal Constitucional. Dichas garantias son un corolario del derecho de acceso a la justicia que asiste a todas las personas y se traducen, por ejemplo, en el caso de los magistrados, en “garantias reforzadas” de estabilidad a fin de garantizar la independencia necesaria del Poder Judicial®, Por otro lado, la Comisin Interamericana de Derechos Humanos (en adelante, Ia Comisién IDH) ha sefialado enfiticamente que solo un proceso adecuado de nombramiento y seleccién puede garantizar la independencia de las y los operadores de Justicia’. Se trata de un presupuesto necesario, con mucha més razén traténdose del Tribunal Constitucional. La Comisién, recurriendo a las normas y principios del derecho internacional, ha identificado ciertos pardmetros minimos para una eleccién idénea de magistrados que garanticen a la iudadania su independencia, que permitan a la ciudadania el acceso a Ia justicia. De lo contrario, sefiala la Comisién IDH, «el régimen de seleceién y nombramiento podria facilitar un alto grado de discrecionalidad por parte de las autoridades que participan en el proceso, en virtud de lo cual, las personas escogidas no serian, necesariamente, las mas idéneas». Estos parémetros minimos son: i) el acceso al cargo en igualdad de condiciones y no discriminacién; ii) Ia seleccién en base al mérito y capacidades; iii) _un procedimiento de selecci6n pitblico y transparente; y iv) un periodo de nombramiento definido y suficiente8. Igualmente, la Comisién IDH reconoce un problema en la politizacién de los mecanismos de aleccién de magistrados en el continente, especialmente en altos tribunales de justicia, que ha sefiaado que “la garantia de no estar sujeto a libre remmocién conlleva @ que los procesos disciplinarios y sancionatorios de jueces deben necesariamente respetar las garantias del debido proceso y debe ofrecerse a los perjudicados un recurso efectivo”. Corte IDH, Caso Apitz Barbera y otros (“Corte Primera de lo Contencioso ‘Administrativo") contra Venezuela. Excepciones preliminares, fondo, reparaciones y costes, Sentencia de 5 de agosto de 2008, pirr. 147, 5 Corte IDH. Caso Reverén Trujillo contra Venezuela, Excepeiones preliminares, fondo, reparaciones y costas, Sentencia de 30 de junio de 2009, pérr. 67. Corte IDH, Caso Chocrén Chocrén contra Venezuela, Excepeiones, reparaciones y costas, Sentencia de 1 de julio de 2011, parr. 97. preliminares, fondo, fondo, reparaciones y eostas. ®© Corte IDH. Caso Reverdn Trujillo contra Venezuela. Excepeiones preliminares, Sentencia de 30 de junio de 2009, parr. 67. indencia de las y los operadores de justicia. Hacia el ) Comision IDH (2013). Garantias para a indepe iticia y ef Estado de derecho en las Américas {en linea], p. 27. Disponible en: ‘fortalecimiento de la jus hntips://www,oas. org/es/cidh/defensores/docs/pdf/Operadores-de-Justicfa-2013.pd? "Dbidem at TREINTA Y SLEre comprometen igualmente las operaciones de las demés instancias judiciales y afectan ef funcionamiento en conjunto de todo el aparato de justicia® Esta es la situacién peruana. La eleccién de magistrados del TC es de naturaleza eminentemente politica y resultado de una serie de negociaciones y acuerdos el Congreso de la Repiiblica, Por ello, és necesario adoptar mayores salvaguardes que permitan un procedimiento de seleccién piblico y transparente, aun en sede parlamentaria, Urge, para garantizar el derecho de acceso a Ia justicia dé la ciudadanfa, evitar que los candidatos electos al TC representen mayorfas partidas, desprovistas de independencia, a través del incremento de la transparencia y la publicidad de los procesos de seleccién. 1.3. El derecho a un mecanismo public y transparente de eleccién de magistrados Con respecto a la publicidad y transparencia de los mecanismos de eleccién de magistrados, Para garantizar la igualdad de condiciones en el acceso a los cargos de las y los operadores de Justicia, la CIDH considera que es prioritario brindar una oportunidad abierta ¢ igualitaria a través del sefialamiento ampliamente piblico, claro y transparente de los requisitos exi para el desempetio del cargo, De all, que los Estados deben emitir de manera previa y piblicamente las convocatorias y procedimientos con los requisitos, criterios y plazos para que cualquier persona que considere satisfechos los requerimientos pueda acceder a los puestos de fiscal, juez, jueza, defensora o defensor pablico". (Resaltado nuestro] Ello es compatible con lo seffalado por los Principios Bésicos de las Naciones Unidas Relativos a la Independencia de la Judicatura, cuyo principio décimo seftala: Las personas seleccionadas para ocupar cargos judiciales serén personas, integras ¢ idéneas y tendrén la formacién o las calificaciones juridicas apropiadas, Todo método utilizado para la seleccién de personal judicial garantizaré que éste no sea nombrado por motivos indebidos. En la seleceién de los jueces, no se haré discriminacién alguna por motivo de raza, color, sexo, religién, opinién politica o de otra indole, origen nacional o social, posicién econémica, nacimiento 0 condicién, [Resaltado propio] Para el logro de dicho objetivo, la Comision IDH sefiala: Por otro lado, ademés de la publicidad de los requisitos y procedimientos, como un elemento de la transparencia a observarse en los procesos de seleccién, la Comisién considera positivo {que los procedimientos sean abiertos al escrutinio de los sectores sociales, lo cual reduce significativamente el grado de discrecionalidad de las autoridades encargadas de la seleccién 9 side. © pbid., p. 35. 38 TEIN MO WW y nombramiento y la consecuente posibilidad de injerencia de otros poderes, facilitando la identificacién del mérito y capacidades profesionales de las y los candidatos. La Comisién considera que lo anterior resulta fundamental cuando se trata de Ia designacién de las y os operadores de justicia de las mas altas jerarquias y el procedimiento y seleccién se encuentra a cargo del poder ejecutivo o legislative. De igual manera, la Comisién Interamericana considera que para fortalecer la independencia de las y los operadores de justicia que integrardn los més altos puestos dentro del poder judicial, fiscalia o defensoria publica, resulta conveniente incluir la celebracién de audiencias o de entrevistas piiblicas, adecuadamente preparadas, en Ias que la ciudadania, las organizaciones no gubernamentales y otros interesados tuvieran Ia posibilidad de conocer los eriterios de selecei6n, as{ como a impugnar a las candidatas y candidatos y expresar ‘sus inquietudes o su apoyo'’, (Resaltado nuestro] De lo seftalado, es posible extraer las siguientes garantias minimas para un proceso de seleccién de altos magistrados, como es el caso del Tribunal Constitucional: publicidad de los requisitos y procedimientos en los procesos de selecci6n; apertura de los procesos de seleccién al escrutinio de los sectores sociales; celebracién de audiencias o entrevistas piiblicas adecuadamente preparadas, ineluyendo la participacién de Ia sociedad civil y de otros interesados; existencia de recursos eficaces para Ia impugnacién de candidatos; y posibilidad de efectuar criticas (positivas y negativas) hacia los eandidatos. i. ii, iii, iv. v. Enel caso coneteto, la Comisién del Congreso de la Repiiblica ha incumplido con Ia apertura del proceso de seleccién de nuevos magistrados del TC hacia el escrutinio de la sociedad civil. Esto lo demuestra la rapidez con que se ha Ilevado a cabo el procedimiento desde la sesién realizada el pasado 13 de septiembre en que se acord6 1a declaracién de sesién permanente. A la fecha, no se ha publicado un cronograma que permita conocer los pasos que se han venido adoptando para Ia seleccién y designacién de los candidatos, No se han realizado audiencias piblicas que permitan a la ciudadania conocerlos, tanto sus trayectorias personales como profesionales. Tampoco se ha previsto un plazo para Ia presentaci6n de tachas hacia los candidatos, hoy ya formalmente designados y que esperan apenas la votacién del Pleno del Congreso, 1.4,La garantia de apariencia de independencia e imparcialidad de la funcién jurisdiccional Como ya hemos sefialado, la Comisi6n IDH ha seffalado que sin un mecanismo de eleccién piblico y transparente de magistrados seré imposible garantizar su independencia. La independencia judicial es un derecho y un principio, Como derecho subjetivo, es una garantia AICIDH, parrs. 80 y 81. 34 TREINTA Y WUE esencial de acceso a la justicia de los ciudadanos. Como principio fundamental, es componente esencial de la funcién jurisdiceional; es decir, del propio funcionamiento del sistema de justicia, A esto se ha referido la Corte Interamericana en el caso Reverén Trujillo contra Venezuela, a través de su jurisprudencia vinculan [...] el Estado esta en el deber de garantizar una apariencia de independencia de la magistratura que inspire legitimidad y confianza suficiente no s6lo al justiciable, sino a Jos ciudadanos en una sociedad democratica. El principio de independencia judicial constituye uno de los pilares bdsicos de las garantias del debido proceso, motivo por el cual debe ser respetado en todas las éreas del procedimiento y ante todas las instancias procesales en que se decide sobre los derechos de la persona. La Corte hha considerado que el principio de independencia judicial resulta indispensable para la proteccién de los derechos fundamentales, por lo que su alcance debe garantizarse inclusive, en situaciones especiales, como lo es e! estado de excepcién’. (Resaltado nuestro] Los estados, como el peruano, estén en consecuencia obligados a garantizar la apariencia de independencia de los magistrados, especialmente de los mds altos tribunales de justicia como el TC. Para esto, deben cuanto menos garantizar la publicidad y transparencia de los mecanismos de seleccién de magistrados, como ya hemos seffalado. La cleccién de magistrados del TC que lleva a cabo la Comisién del Congreso de Ia Repiiblica, con las irregularidades que se han seitalado, tampoco gerantiza el derecho de los demandantes a la apariencia de independencia de los candidatos a ser nuevos miembros del TC. Esta situacién es violatoria del derecho de los demandantes al acceso a la justicia, Esta, ademés, se relaciona en forma evidente con la vulneracién de su derecho a participar activamente en el proceso de seleccién de magistrados del TC. A ello nos referiremos @ continuacién. 2, Elderecho a la participacién ciudadana en Ia administracion de justicia 2.1, El derecho a la participacion ciudadana La Constitucién Politica consagra en su articulo 2,17 el derecho 1a participacién ciudadana como un derecho fundamental de:las personas con cardcter general, sin perjuicio de las miiltiples especificaciones que se hace sobre su contenido a lo largo del texto constitucional. "2 Conte IDH, Caso Reverén Trujillo contra Venezuela, Exeepoiones preliminares, fondo, reparaciones y costas Sentencia de 30 de junio de 2009, pérrs. 67 y 68. 40 CUARENT™ A patticipar, en forma individual o asociada, en la vida politica, econémica, social y cultural de la Nacién. Los ciudadanos tienen, conforme @ ley, los derechos de eleccién, de remocién 0 revocacién de autoridades, de iniciativa legislativa y referéndum, En ese entender, la participacién ciudadana es un conjunto de sistemas por medio de los cuales los ciudadanos y ciudadana, es decir la sociedad civil en su conjunto, pueden tomar parte de las decisiones piblicas, o incidir en las mismas, buscando que dichas decisiones representen sus intereses, ya sea de ellos como particulares o como libremente elegidos. Esta patticipacién en los asuntos piblicos de nuestro pais es un derecho fundamental, reconocido ppor los tratados y pactos internacionales suscritos por el Estado, los cuales establecen que toda persona tiene derecho a participar en los asuntos publicos de su pais. Desde la Declaracién Universal de Derechos Humanos hasta la Convencién Americana y el Pacto Internacional de Derechos Civiles Politicos. Toda persona tiene derecho a participar en el gobierno directamente 0 por medio de representantes fibremente elegidos, incluyendo en la funcién jurisdiccional y la presente eleccién de nuevos magistrados del TC. La Constitucién Politica de 1993 reconoce los derechos de los ciudadanos a participar en los asuntos piiblicos del Estado!?, Es por ello que, a lo largo de Ios affos, se han venido instituyendo y regulando diversos mecanismos 0 instituefones para que las personas puedan participar en la toma de decisiones del Estado. Tal como indica la doctrina especializada: «La participacién ciudadana en los asuntos piiblicos constituye un derecho fundamental cuyo ejercicio ha ido arméndose y extendiéndose a lo largo de los aflos. Este proceso se expresa tambign en las miltiples formas en que la legislacién nacional reconoce, regula y garantiza Ja intervencién ciudadana en cada una de las fases politicas pablicasn'*, ‘Ademés, la Constitucién no solo introduce el derecho a Ja participacién en los asuntos pliblicos de los ciudadanos, sino que menciona a su vez una serie de mecanismos 0 formas por las cuales las personas pueden participar en los asuntos piblicos. En ese sentido, se protege «la participacién, que se produce a través del voto 0 ejercicio del suftagio (derecho a elegir y a ser elegido) hasta el reconocimiento de que los ciudadanos y ciudadanas tienen Ia capacidad de antevenir en el ejercicio y la direccién de los asuntos piblicos, tal como lo establece tanto la Convencién Interamericana de Derechos Humanos como el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Politicos de las Naciones Unidas»'®. La Constitueiin Plltca de 1993 establece, en su artfcuto 31, el derecho de la ciudadanta a participar en asuntos pblicos mediante el referendum, i iniciativa legislative, remocién 0 revocacién de autoridades y rendicién de cuentas, Ademés, establoce el derecho a ser elegido y el deber de participacién en el gobierno municipal de su jursdiccién, Te Marquee, J. G. Tavara (2010), Partiipacién cludadana y buen gobierno, Lima: Mesa de ConcertaciOn para la Lucha contra la Pobreza, p. 4 bid, p8 41 CNAMENTR ¥ UNO 2.2. El derecho a la participacién ciudadana en la eleccién de altos magistrados La patticipacién ciudadana en la eleccién de magistrados ha sido explicitamente reconocida por la Constitucién Politica en su articulo 139.17, como principio y derecho de la funcién jurisdiccional: «{lJa participacién popular en el nombramfento y en la revocacién de magistrados, conforme a ley». Este derecho debe garantizar que los ciudadanos, de manera individual o colectiva, puedan incidir en el proceso de seleccién de magistrados a través de los mecanismos que resulten més adecuados. En consonancia con lo seftalado por la Comisién IDH, a través de la publicecién de las candidaturas por canales pliblicos, la partioipacién de la sociedad civil en entrevistas o audiencias piiblicas y Ia posibilidad de impugnacién de las candidaturas. La participacién ciudadana en Ia toma de decisiones relativas a la funcién jurisdiccional, en cl presente caso en sede parlamentaria, debe ser plenamente garantizada. La conducta de las Comisién del Congreso de la Repiiblica, en consecuencia, impide la participacién ciudadana al dejar de lado a la sociedad civil del procedimiento de eleccién de nuevos magistrados del TC. Esta situacién es violatoria del derecho de los demandantes a la participacién. En consecuencia, para la reparacién de su derecho fundamental se requiere de la suspensién inmediata del proceso y la anulacién de todos los actos parlamentarios que se hayan llevado desde el pasado 13 septiembre, en que la Comisién decidié declararse en sesién permanente y apresur6 la presentacién y designacién de los candidatos. ANEXOS Adjuntamos a la presente demanda la siguiente documentacién: Anexo 1-A: Ficha RENIEC de los ciudadanos Glatzer TUESTA ALTAMIRANO, Ronald GAMARRA HERRERA, Antonio MALDONADO PARBDES; Gerardo TAVARA CASTILLO; y Liz Ivett MELENDEZ LOPEZ. ‘Anexo 1-B: Copia literal de partida electrénica del INSTITUTO DE DEFENSA LEGAL. ‘Anexo 1-C: Copia del mandato de vigencia de poder del INSTITUTO DE DEFENSA LEGAL. Anexo 1-D: Copia simple del Informe de seleccién de candidatos a magistrados de! Tribunal Constitucional, con fecha 18 de septiembre de 2019, firmado por el presidente supernumerario de la Comisién Especial. 6 Anexo 1-E: Copia impresa del anuncio publicado por el canal oficial del Congreso de la Repiblica en la red social Twitter, convocando al Pleno del Congreso el préximo lunes 30 de noviembre para Ia eleccién de los magistrados del Tribunal ° Constitucional. A2 QuDRENTA YDOS © Anexo 1-F: Copia impresa de la nota periodistica publicada por el medio digital Wayka sobre el audio en que los miembros de la Comisién Especial coordinan cuestionablemente Ia eleccién de magistrados del Tribunal Constitucional, intitulada Revelan audio de Velasquez Quesquén con fiyjimoristas sobre comisién del TC. VI. MEDIOS PROBATORIOS Para efectos del caso, oftecemos los anexos 1-D, 1-E y 1-F como medios probatorios. PRIMER OTROSI DECIMOS: Que, al amparo de lo dispuesto en los articulos 80 y 74 del Cédigo Procesal Civil, otorgamos facultades generales de representacién a nuestros abogados patrocinadores: Juan Carlos Ruiz Molleda, con registro CAL N° 28423; Carlos Martin Rivera Paz, con registro CAL N° 19707; Maritza Quispe Mamani, con registro CAC N° 4434; y Luis Miguel Purizaga Vértiz, con registro CAL N° 52574. SEGUNDO OTROSi DECIMOS: Que, por mejor convenir al ejercicio de nuestro derecho a la defense, seffalamos nuestro domicilio procesal, constituido por la Casilla de Notificaciones Electronica N° 43220 del Poder Judicial del Pert (casilla electronica) y la Casilla de Notificaciones N° 917 del llustre Colegio de Abogados de Lima (casilla postal), asf como el inmueble ubicado en la avenida Felipe Pardo y Aliaga N° 220, distrito de San Isidro y ciudad de Lima, Por tanto, solicitamos se nos notifique allf con los actuados en el presente proceso. TERCER OTROS{ DECIMOS: Que, designamos al sefior Luis Alvaro Masquez Salvador, ciudadano peruano, identificado con DNI N° 72398517, a efectos de que, en nuestra representacidn, pueda recoger cualquier tipo de documentacién, tales como oficios, partes y anexos desglosados, producida o presentada durante el presente proceso judicial, Lima, 23 de septiembre de 2019 AS QUAQENTR 4 TILES Glatzer TUESTA AL-TAMIRANO DNI N? 10070689 INSTIJUTO DE DEFENSA Director General del INSTITUTO DE DEPENSA LEGAL beaSric WeRatisn ab Antonio Luis Jorge )ONADO PAREDES DNIN? 07250445 DNI N° 08729115 NIN? 0675891. DNI N° 40817802 19

También podría gustarte