Está en la página 1de 4

UNIVERSIDAD PERUANA UNION

FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA


Escuela Profesional de Ingeniería Ambiental

TEMA

Comparación de la eficiencia en la producción de cebolla (Allium cepa) en un suelo


rehabilitado con bocashi elaborado de restos de pescado y un suelo con fertilizante
químico.

POR:
Zuley Arostegui Alfaro
Nataly Su García

ASESOR:
Alex Huamán De La Cruz

LIMA septiembre de 2019


1. IDENTIFICACIÓN DEL PROBLEMA

1.1. Planteamiento del problema

Con el pasar de los años, se ha percibido un deterioro notable e irreversible del medio
ambiente, siendo la agricultura industrial uno de los principales causantes de la creciente
degradación ambiental. A mediados del siglo xx, la agricultura tuvo lugar de manera
significativa en la producción de alimentos, originado por la aplicación de agroquímicos
que favorece el notable crecimiento de las plantas y la rápida estimulación química. No
obstante, la agricultura contribuye a la degradación del suelo ocasionando que la
capacidad productiva del suelo disminuya, reduciéndose, por consecuencia, el
rendimiento agrícola, y bajo estas condiciones, se requiere emplear cada vez más
fertilizantes para mantener los mismos rendimientos. Países como África y
Latinoamérica son los que presentan niveles altos de degradación del suelo.

Una de las alternativas para una agricultura orgánica son los abonos de tipo Bocashi, que
ayuda a producir de manera sostenible, materia orgánica y nutrientes esenciales para el
suelo, disminuyendo el uso de fertilizantes y plaguicidas. Bocashi es un abono orgánico
fermentado que en condiciones controladas mediante un proceso de descomposición
aérobica de los residuos orgánicos inducido por los microorganismos que existen en los
propios residuos, son capaces de fertilizar y al mismo tiempo nutrir la tierra. Debido a la
gran cantidad de microorganismos que contiene, el Bocashi muestra una intensa actividad
biológica cuando se presenta una alta velocidad de fermentación aeróbica, beneficiando
a la fertilidad del suelo, rehabilitándolos por el uso intensivo de monocultivos y
mejorando los suelos marginales que no se utilizan como suelos agrícolas. Contrarresta
los procesos erosivos del suelo, aumentando la porosidad, permeabilidad, textura friable
y el contenido de los macro nutrientes: Nitrógeno, Fósforo, Potasio y los microelementos.

Para evaluar la calidad de un abono orgánico es necesario medir su efecto sobre el


crecimiento y producción de los cultivos. Asimismo, en relación con el rendimiento de
los cultivos de pepino (Cucumis sativus) aplicado con el abono orgánico fermentado
Bocashi, se ha encontrado mejoras del tamaño de los frutos cosechados.

Por otro lado, según (……….) realizó un trabajo de investigación comparando la


eficiencia de un abono tipo Bocashi y fertilizante químico en la producción de lechugas
en suelos degradados por la ganadería extensiva con el fin de demostrar la eficiencia de
una producción agrícola más amplia con abono orgánico. Se confirmó que el tratamiento
de las lechugas tratadas con la fertilización del abono orgánico tipo Bocashi presentó los
mejores resultados en cuanto a tamaño y peso de las plantas; sin embargo, tanto para la
altura como para el tamaño de la raíz, las variaciones en los datos se mantuvieron muy
similares en la mayoría de los tratamientos.

En la ciudad de Chiclayo – Perú (……….) presentó un estudio con la finalidad de evaluar


la eficiencia del Bioabono Bocashi y Urea en el rendimiento del cultivo de Maíz. Se
realizó un diseño de bloques completamente randonizado, con seis tratamientos y tres
repeticiones, dividios en 18 parcelas de 4m2 cada uno y un testigo. Así, las variables
evaluadas fueron el rendimiento mediante el peso total de granos de las mazorcas en cada
parcela y las dosis utilizadas fueron 40, 50 y 60 g por planta de Bocashi y y 40, 50, y 60
g por planta de fertilizante urea. Finalmente, los resultados que se presentó mostraron que
la fertilización de los suelos con el bioabono tipo Bocashi fue el que mostró mejores
rendimientos con un promedio de 2.97 kg/m2.

1.2. Formulación del problema

Problema general
¿Cuál es la eficiencia en la producción de cebolla (Allium cepa) en un suelo rehabilitado
con bocashi, en comparación con el mismo suelo rehabilitado con abonos químicos
tradicionales tipo N-P-K?

Problemas específicos
¿Cuál es la composición de nutrientes de los restos de pescado integrado en el abono
orgánico tipo bocashi para la producción de la cebolla?
¿Qué parámetros fisicoquímicos se deben considerar para obtener el abono bocashi a base
de restos de pescado?

1.3. Objetivos

Objetivo general

 Comparación de la eficiencia en la producción de cebolla (Allium cepa) en un suelo


rehabilitado con bocashi elaborado de restos de pescado y un suelo con fertilizante
químico.

Objetivos específicos:
 Identificar la composición de nutrientes de los restos de pescado.
 Informar la importancia del bocashi como alternativa nutricional para
suelos y plantas.
 Caracterizar los suelo degradados por fertilizantes químicos N,P y K .
 producir el bio abono tipo bocashi con restos de pescado.

1.4. Justificación

La justificación del preste estudio de investigación se centra en la situación actual que


está causando la agricultura convencional sobre el ecosistema, y su impacto significativo
sobre los productos cultivables, siendo necesario aplicar un abono orgánico que permita
producir y nutrir los cultivos de manera sostenible. Por esta razón, a raíz de la gran
producción de pescados en el puerto del callao - lima y la distribución a nivel nacional
que han ocasionado problemas ambientales relacionados con los malos olores y la
proliferación de vectores en mercados y centros de abasto del país, es recomendable darle
un valor agregado a estos residuos mediante el reaprovechamiento para la elaboración de
un abono orgánico fermentado tipo Bocashi. De esta manera, se reducirá el impacto
ambiental negativo que los residuos de pescado generan.
Se justifica socialmente, una nueva alternativa para los campesinos por optar un abono
con la técnica del Bocashi, demostrando que es posible cultivar con abonos orgánicos
para lograr la fertilización de los suelos sin ocasionar daños graves al ambiente y así
beneficiar a la sociedad con productos de calidad, mayor producción, ahorro de costos en
producción y finalmente mejorar el estilo de vida y vivir en un ambiente saludable.
Económicamente, este tipo de abono orgánico fermentado sirve como un aporte
socioeconómico (oportunidad de negocio) para los pobladores

Debido al daño que está causando la agricultura convencional sobre el ecosistema, y en la


calidad de vida de quienes la cultivan, los agricultores son afectados económicamente por la
dependencia a los insumos agroquímicos para suministrar nutrientes a los cultivos. Es necesario
aplicar un abono orgánico que permita producir y nutrir los cultivos de manera sostenible. Por
esta razón, a raíz de la gran producción de pescados en el puerto del callao - lima y la distribución
a nivel nacional que han ocasionado problemas ambientales relacionados con los malos olores
y la proliferación de vectores en mercados y centros de abasto del país, que una forma de reducir
el impacto ambiental negativo que los residuos de pescado generan.

Por esta razón, es necesario modificar las técnicas de cultivos agrícolas, demostrando que es
posible cultivar con abonos orgánicos. Una Técnica para reducir el impacto ambiental negativo
(malos olores, gases y deterioro del paisaje) que los residuos de pescado generan.

Sin embargo, desconocen la aplicación de un material biodegradable para sus plantas.


Patrón de valiosa referencia para elaborar en un futuro abonos orgánicos compuestos de algas
y residuos de pescado

Un aporte socio-económico (oportunidad de negocio) de los pobladores de| distrito de


Pucusana que muy a menudo desechan sus restos marinos a los rellenos sanitarios

También podría gustarte