Está en la página 1de 30

LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

La muerte simbólica de
Jorge Eliécer Gaitán

Darío Acevedo Carmona


Doutor em História pela Universidad de Huelva. Professor titular da Universidad Nacional de Colombia.
Autor de, entre outros livros, Escritos sobre Historia Social y de Historia Política Colombiana. Medellín,
2003. rdaceved@unalmed.edu.co

RESUMO
Este texto se propõe a discutir como o líder político liberal colombiano Jorge Eliécer Gaitán
foi representado nas caricaturas políticas publicadas nos periódicos de seus inimigos, com o
objetivo de destruir sua imagem pública. Para tanto, vinculava-o aos mais variados matizes
políticos e o mostrando, entre outros adjetivos, como violento e corrupto.
PALAVRAS-CHAVE: Gaitán; caricatura; História da Colômbia.

ABSTRACT
This text proposes to discuss how Colombian liberal politician leader Jorge Eliécer Gaitán
was represented in political caricatures published in some periodical journals by his enemies,
with the aim of destructing his public image. For so, they connected him to some of the most
different politic aspects and showed him, among other adjectives, as violent and corrupt.
KEY WORDS: Gaitán; caricature; Colombia history.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 81


DARÍO ACEVEDO CARMONA

La muerte simbólica de Jorge Eliécer Gaitán

Para una gran mayoría de la población, el Siglo, arremetió desde mediados del año 47
asesinato de Jorge Eliécer Gaitán representó con titulares de primera página, editoriales y
una de las más grandes frustraciones en la caricaturas contra la imagen del caudillo y de
vida del país. El caudillo liberal había creado su movimiento. Desde entonces y hasta los
una expectativa de mejoramiento y de días previos a su muerte, no escatimaron
reforma social y una atmósfera positiva epítetos, adjetivos de grueso calibre,
impregnaba el ambiente cargándolo de acusaciones de distinta índole, asociaciones
renovadas esperanzas en un mañana con ideologías totalitarias, analogías con el
promisorio. En un período de tiempo desorden y la anarquía, asociación con
relativamente corto, Gaitán se había delincuentes y pillos, alusiones a promesas
convertido en el año 1947 en jefe único del demagógicas, etc., con los cuales pretendían
liberalismo colombiano. Dejó de ser el detener y afectar su creciente popularidad.
causante de la derrota del partido en las Todo ello parecía tener como estímulo o causa
elecciones presidenciales del 46, cuando se el deseo de Gómez de ganar la presidencia
enfrentó al candidato oficial Gabriel Turbay, para el siguiente período.
para asumir la dirección con el reto de El impacto del 9 de abril sobre la
reconquistar el poder en las elecciones de mentalidad de las gentes pudo conducir a una
1950. Ya no era el divisionista sino el distorsión de la perspectiva histórica. A
unificador de su colectividad. suponer, por ejemplo, que el asesinato de
Al momento de su muerte, su prestigio y Gaitán y el 9 de abril constituyen el punto de
su arrastre de multitudes era de dimensiones inflexión de nuestra historia, a pensar que ahí
colosales. Aún en su propio partido, los jefes se partió en dos la historia nacional, como
que no simpatizaban con sus ideas, con sus gustan decir los hacedores de frases, y a dejar
tácticas y con su estilo, que tenían por de reconocer que tales episodios no fueron
populista, y que lo habían criticado o le habían otra cosa que la expresión de tensiones
disputado el liderazgo, no tuvieron más larvadas en un largo proceso de intensas y
remedio que aceptarlo como jefe único. No apasionadas rivalidades políticas entre
haberlo hecho les hubiera representado la liberales y conservadores. Rivalidades que
muerte política. El partido conservador, por seguían aflorando en la vida política cotidiana,
su parte, tenía conciencia de que Gaitán era no obstante que el recuerdo de la última de
un rival ante el cual la derrota electoral y la las guerras civiles en que se habían
pérdida de la presidencia eran inevitables; por precipitado, la de los mil días (1899-1902)
ello, sus dirigentes desde diversos medios y parecía ser algo muy lejano y ya superado. La
escenarios, lanzaron una intensa ofensiva para fractura de la sociedad colombiana entre dos
desprestigiarlo. El periódico laureanista El agrupaciones irreconciliables, la de los

82 DOMÍNIOS DAIMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

partidos tradicionales liberal y conservador, José María Nieto Rojas, Rafael Azula-1. Sin
en vez de morir, revivía con inusitada energía embargo, no contamos con suficientes
en éste tipo de coyunturas. estudios que se ocupen, con propiedad, del
Los pormenores de la evolución de los análisis de la producción discursiva, es decir,
episodios y hechos que se produjeron en de las ideas, que permita apreciar el conjunto
aquellos momentos, han sido esclarecidos por de valores y visiones en las que se apoyaron
varios investigadores -Eduardo Santa, Herbert liberales y conservadores para enfrentarse en
Braun, Arturo Alape, Gonzalo Sánchez- e términos tan destructivos 2. Hemos
incluso, es posible encontrar abundante considerado oportuno reproducir abajo
información en documentos testimoniales algunas fotografías (4) con diversas
(publicados como libros) de protagonistas de semblanzas de Gaitán antes de entrar a hablar
los acontecimientos –Carlos Lleras Restrepo, de su caricaturización, para que el lector tenga
ocasión de hacer las debidas comparaciones.

Fuentes: arriba de izquierda a derecha, Gaitán Jaramillo, Gloria. Bolívar tuvo un caballo blanco, mi papá un Buick. Tomo
I, s. e. Santafé de Bogotá, 1998, p. 306 y p. 132. Abajo de izquierda a derecha, Melo, Jorge Orlando, (Director Académico) Enciclopedia
Temática de Colombia. Tomo II, Círculo de Lectores, Santafé de Bogotá, 1991, p. 513 y Gaitán, Gloria. Op. cit. p. 385.
Descripción: en la parte superior, a la izquierda, Gaitán acudiendo a las urnas. A la derecha, con su hija única, Gloria. En la línea
inferior, a la izquierda, en pose de orador y a la derecha, acompañado por seguidores.

1
Cfr. Santa, Eduardo. Qué pasó el 9 de abril? Ediciones Tercer Mundo, 2ª edición, Bogotá, 1983; Braun, Herbert. Op. cit.; Lleras
Restrepo, Carlos. De la república a la dictadura. Editorial Orgra, Bogotá, 1955; Nieto Rojas, José María. La batalla
contra el comunismo en Colombia. Empresa Nacional de Publicaciones, Bogotá, 1956; y Azula Barrera, Rafael. De la
revolución al orden nuevo. Editorial Kelly, Bogotá, 1956. Cuyos títulos expresan ya la visión programática e ideológica
resumida de las miradas de los autores. Santa es un historiador de extracción liberal, Lleras Restrepo era uno de los tres grandes
jefes del liberalismo, Nieto era un parlamentario conservador originario de Boyacá y Azula fue el secretario privado del presidente
Ospina Pérez.
2
Véase, Perea, Carlos Mario. Porque la sangre es espíritu. Instituto de Estudios Políticos y Relaciones Internacionales
(IEPRI) Universidad Nacional de Colombia y Aguilar Editorial Santillana, Santafé de Bogotá, 1996; Acevedo, Darío. Op.cit.; en los
cuales se intenta un análisis de los editoriales, discursos y titulares de prensa de la época.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 83


Darío Acevedo Carmona

La primera condición que debía reunir un


personaje para ser caricaturizado era la de
haber protagonizado algún hecho específico
de cierta relevancia, haber tenido algún tipo
de figuración política, claro que además de
lo anterior el personaje debía acreditar una
trayectoria política de tal forma que no fuese
un desconocido. Las primeras caricaturas so-
bre Gaitán fueron obra de Ricardo Rendón y
de José “Pepe” Gómez cuando Gaitán apenas
estaba iniciando su fulgurante carrera política
y ya descollaba en el Congreso y en ensayos
disidentes con la conformación de la Unión de
Izquierdas Revolucionarias -UNIR- en 1933,
proyecto desde el que pretendía instaurar un
socialismo a la colombiana. En aquellos años Fuente: Colmenares, Germán. Ricardo Rendón: una fuente
para el estudio de la opinión pública. Fondo Cultural Cafetero,
eran otros dirigentes los que se ganaban los Bogotá, 1984, p. 238.
dibujos zahirientes de los caricaturistas. Lo
físicos sobresalientes del personaje como
más sonado que hizo entonces fue el debate
también algunos relativos a su presentación:
que adelantó en la Cámara de Representan-
el pelo engominado, el uso de corbatín que
tes (cámara baja del Congreso colombiano)
muestran cuan preocupado era Gaitán en
contra el gobierno de Miguel Abadía Méndez
cuidar su apariencia, de otro lado las líneas
por la “masacre de las bananeras”. En dicho
angulosas de su rostro aindiado. En suma
debate logró demostrar la responsabilidad del
una versión muy benévola.
gobierno, del ministro de Gobierno –Ignacio
Rengifo- y del general de la policía Carlos
Cortés Vargas, en la represión injustificada
y aleve de las tropas contra los trabajadores
bananeros que realizaban una huelga contra
la empresa estadounidense United Fruit
Company. Lo cierto del caso es que estos
dos caricaturistas tenían sus ojos sobre otras
personas de mayor rango e importancia que
la que reunía Gaitán, sin embargo, dejaron
sobre él su testimonio que se aprecia en los
siguientes dibujos.
En este primer dibujo de Gaitán hecho
“La última zambra: la gente con un exceso/ de ingenuidad in-
por Rendón, no se alcanza a plasmar una creíble,/ esperaba que el congreso/ después de tanto proceso/ le
haría la vida vivible./ Mas vio que en forma inaudita/ imperaba
intención destructiva de la imagen del cau- la violencia/ y que era una guachafita/ de política jesuita/ con
dillo. Rendón era un buen retratista y como dietas y presidencia./ Y llena de indignación/ salió al fin de su
sorpresa/ al terminar la función,/ y desentabló el salón/ y echó
tal le hizo retratos tipo caricatura a más abajos a la empresa.”
de un dirigente nacional. Así pues, en esta Fuente: González, Beatriz. José “Pepe” Gómez. Historia de la
caricatura en Colombia. Fascículo 2, Banco de la República,
lámina no hay nada más allá de la línea algo Biblioteca Luis Ángel Arango Editores, Bogotá, 1987, p. 18; y pu-
blicada originalmente en: Fantoches, noviembre 23 de 1929.
exagerada con la que se resaltan los rasgos

84 Domínios da Imagem, Londrina, V. i, n. 1, p. 81-110, nov. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

En esta caricatura, Pepe Gómez deja ver El gobierno de Santos había trazado una
su manera de apreciar el trabajo de los directriz de amparo para acoger en condiciones
congresistas: un ambiente de algarabía, de especiales a los republicanos españoles que
desorden, de circo, de contradicciones e huían de la dictadura franquista en España.
improductividad. No hay rumbo ni Varios de esos intelectuales fueron vinculados a
coherencia. Allí sobresale la figura de Gaitán centros educativos y contribuirían al desarrollo
(el que resbala sobre la mesa) quien ya hacía de nuevas pedagogías y corrientes científicas y
sus primeros pinos con el debate por la literarias. Por tal razón, a Gaitán, responsable
de la implementación de estas políticas desde
masacre de las bananeras.
dicho Ministerio, se le dibuja como protector de
Hacia 1940, cuando fue nombrado
revolucionarios, izquierdistas, anarquistas y
ministro de Educación por el presidente
revolucionarios españoles, por lo tanto era
Eduardo Santos, volvemos a topar con
considerado un “rojo”, “procomunista”, “ateo”
caricaturas que fueron publicadas en El Siglo.
y “anarquista”. Tales epítetos resumían la
Desde esa época lo dibujaban exagerando
mirada conservadora según la cual Gaitán era
sus principales características físicas: muelón, toda una afrenta a la cultura nacional y un
aindiado y negroide, las cuales eran usadas peligro o amenaza para el espíritu católico. Una
con el claro propósito de mostrarlo como un vez se retiró del ministerio, los caricaturistas
tipo peligroso, vulgar y de baja calaña. continuaron en su tarea de desprestigio de los
Además, se le muestra asociado a la gobiernos liberales y de su obra. En el período
masonería con el fin de cuestionar sus dotes presidencial siguiente, la dirección del fuego se
morales para el manejo de un asunto tan orientó contra López Pumarejo y la corrupción
delicado como la educación de la juventud oficial, en especial la de la familia presidencial.
colombiana. A propósito de esto último, se Por ello Gaitán dejó, transitoriamente, de ser
dijo en un editorial de éste periódico lo objeto de ataques.
siguiente:

“La persona y los antecedentes del doctor


Gaitán no dejan margen para optimismo
alguno sobre lo que puede representar en
escándalo, atropello, exhibicionismo,
petulancia, manía innovadora y actividad
malsana y atolondrada, su paso por el
ministerio (...). El doctor Gaitán es un hombre
inteligente, de fácil palabra, de condiciones
oratorias. Su cultura es más superficial que
profunda (...), su imaginación es corta (...).
La cultura del doctor Gaitán se reduce a un
mosaico de logomaquias y fraseologías
nacionalistas que estuvieron de moda en las
postrimerías del pasado siglo y primeros
lustros del presente. Por lo tanto es ateo,
materialista, positivista (...). No es hombre “Te he aplaudido tanto
Te he pedido tanto
de activo comercio intelectual. Está pasmado Te lo he pedido tanto
(...), puede servir para la demolición pero no He esperado tanto
para construir (...). Es un agitador no es un Que ahora si me vas a conceder el milagro.”
estadista.”3 Fuente: El Siglo, febrero 2/40, p. 4ª.

3
El Siglo, febrero 2/40, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 85


DARÍO ACEVEDO CARMONA

Gaitán le reza a una imagen de Eduardo orden moral más elevado hacía vibrar en ellos
Santos, en el cesto de la basura han quedado cuerdas afines” y va aún más lejos cuando
abandonados sus viejas ideas y programas de afirma que:
izquierda con las que fundó la UNIR y a las
que renuncia para ser ministro de Educación “Laureano Gómez respaldó al “candidato del
pueblo”, y hasta un mes antes de las
en este gobierno. Aquí encontramos una
elecciones El Siglo llevaba la vocería no oficial
alusión sarcástica a su arribismo. En el editorial del liberal (...) Las relaciones entre los dos
de la fecha se dijo: “Es fatal entregar el alma eran lo bastante estrechas como para
de los niños y la mente de la juventud al azar alimentar rumores posteriores de que los
conservadores habían financiado la campaña
de las caprichosas quimeras de un del caudillo.”4
exhibicionista”. El encabezado es un juego
de palabras con el apellido del presidente Además, reconoce Braun, la dirigencia
Santos. La leyenda redondea la faena del que conservadora estimulaba la división en las
es capaz de rezar aún en contra de su filas de su rival a sabiendas de que de esa
incredulidad de izquierdista con tal de escalar manera podía alcanzar más fácilmente la
posiciones de poder. victoria. De ahí que el hostigamiento a que
Un segundo momento en la fue sometido Gaitán por los líderes del
caricaturización de Gaitán se detecta hacia liberalismo oficialista tuviese como
mediados de 1945, cuando el caudillo decide motivación el temor a perder el poder como
lanzarse a la candidatura por la presidencia consecuencia de la actitud rebelde de éste.
aun en contra del sentir y del deseo de las No es de extrañar, por tanto, que el periódico
directivas oficiales de su partido. Este hecho El Liberal llegara a decir sobre él cosas del
explica que su figura sea objeto de la siguiente calibre:
mordacidad e ironía de los caricaturistas de
los diarios liberales. En efecto, tanto El Tiempo “Lo que ocurre es que el señor Gaitán siguió
como El Liberal voceros del santismo y del explotando por su cuenta todos esos
pretextos, a fuerza de demagogia, y formando
lopismo respectivamente, arremetieron contra
con ellos una bandera que en realidad
Gaitán por medio de editoriales y caricaturas arrebató a otros amigos conservadores y
en las que trataban de mostrar que el caudillo liberales.”5
le estaba haciendo el juego al conservatismo,
que sus consignas eran las del otro partido y Y días más adelante:
que andaba en tratos con el laureanismo.
Cuando menos, se advertía que su “El hecho es que (...) los conservadores
candidatura era divisionista y conducía a una asisten a las manifestaciones gaitanistas por
orden de sus directorios (...), los
derrota segura del liberalismo en las conservadores sueñan con que se repita en
elecciones presidenciales del año 46. El 1946 lo ocurrido en 1930 (...). El señor Gaitán
historiador Herbert Braun acota que “en cierto no ha sido nunca liberal. Él es ante todo
gaitanista. Su implacable ambición personal
sentido, Gaitán estaba ideológica y
no se liga solemnemente a ninguna idea, a
políticamente más cerca de los conservadores. ninguna doctrina (...) No entendemos, ni
Su crítica al capitalismo en nombre de un podemos compartir en ninguna forma que

4
Braun, Herbert. Op. cit. pp. 156-57.
5
El Liberal, septiembre 25/45, p. 4ª.

86 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

existan puntos de contacto, o siquiera de editorialistas de El Tiempo y de El Liberal habían


analogía entre esas dos políticas. El
expresado sus reservas frente a los métodos
liberalismo y el gaitanismo son excluyentes,
inconciliables, desde todo punto de vista.”6 de movilización y organización de masas
puestos en marcha por el movimiento
Por su parte, el diario El Tiempo consignó su gaitanista en las principales ciudades del país.
pensamiento en varios editoriales, en uno de ellos, En efecto, ya para entonces, Gaitán había
titulado “La candidatura Gaitán” se afirmaba: impuesto un nuevo estilo de proselitismo
político inédito en la historia colombiana que
“En la formación intelectual del doctor consistía en apelar al pueblo, en convocarlo a
Gaitán, dejó honda huella el contacto con la las calles, a las plazas públicas, en la realización
autocracia latina (...). Hasta ahora la
de multitudinarias marchas y movilizaciones
candidatura del doctor Gaitán parecía contar
con la simpatía de algunos sectores del en el marco de una estricta disciplina y orden.
conservatismo, que la utilizaron como una La política con él dejó de ser asunto de unos
punta de lanza contra el partido liberal (...). cuantos convencionistas que se reunían en
Realmente el único personaje visible del
espacios cerrados como restaurantes y clubes a
movimiento es el propio candidato, y la
responsabilidad de los excesos, del fragoroso dirimir las candidaturas y a hacer planes. Eso
tumulto, de la violencia organizada con todas asustó y alarmó enormemente a los líderes
sus nocivas consecuencias, no puede tradicionales que se referían a esas prácticas
localizarse en nadie distinto a su inspirador
intelectual.”7 con términos desdeñosos y despectivos:
“espectro de anarquía”, “tumulto desbordado”,
En otro editorial titulado “Liberalismo, “muchedumbres apasionadas”, etc.
conservatismo, gaitanismo” se insistía en El acto de proclamación de su candidatura
descalificar a Gaitán: tuvo lugar en la plaza de toros “La
SantaMaría” situada en un lugar céntrico de
“(...) y ante las dos candidaturas (Turbay y la capital el 23 de septiembre de ese año y
Ospina) está, asimismo, la del doctor Jorge fue un evento meticulosamente preparado.
Eliécer Gaitán, fruto de una agitación Durante una semana, llamada por la
personalista, adelantada en forma tenaz y
aguerrida contra el régimen liberal, y que por
organización “La semana de pasión”, en los
tanto no puede considerarse como disidencia barrios populares y en las principales ciudades
de nuestro partido (...). El doctor Gaitán hizo del país se llevó a cabo diversos actos
suyas todas las tesis oposicionistas más preparatorios en los que se anunciaba la
encarnizadas y violentas que “El Siglo” había
venido presentando contra las convención. Según Braun, “las sedes
administraciones liberales (...)”8. gaitanistas de los barrios se convirtieron en
centros de información política y en lugares
Razones no les faltaban a los de reunión donde se efectuaban bazares,
conservadores para estar felices con la bodas y primeras comuniones. Servían como
situación creada por Gaitán en las filas de sus centros culturales e incluso, ocasionalmente,
rivales. Desde mediados 1945 los como hospitales temporales”9, las gentes

6
El Liberal, octubre 1/45, p. 4ª.
7
El Tiempo, marzo 20/46, p. 4ª.
8
El Tiempo, abril 2/46, p. 4ª.
9
Véase Braun, Herbert. Op.cit. p. 175 y en las páginas subsiguientes se puede leer un extraordinario relato sobre la proclamación de la
candidatura de Gaitán, desde una metodología en que el autor revela su empatía con la obra de Elías Canneti Masa y Poder.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 87


DARÍO ACEVEDO CARMONA

desfilaban con antorchas, coreaban consignas exhibían con orgullo y frenesí este tipo de
y lemas, agitaban banderas, entonaban carteles en las marchas y en las
cánticos, voceaban por todas partes el concentraciones multitudinarias organizadas
periódico semanario Jornada fundado por el por la JEGA (Organización Jorge Eliécer
propio Gaitán, en suma se movían llevados Gaitán, sigla que recoge las iniciales de su
por una gran mística y fe en el caudillo. nombre)10.
Según El Siglo, a la convención asistieron
más de 50.000 personas, el interés
manifiesto de este diario por sacar provecho
se puede apreciar en la circunstancia de que
durante una semana dedicaron amplio
espacio a las crónicas, comentarios y al
discurso de Gaitán. Mientras los diarios
liberales omitieron referirse a la misma o lo
hicieron con términos desobligantes o
minimizaron su importancia. No obstante, las
páginas de opinión si dejaron traslucir los
temores crecientes de las directivas
oficialistas, así, el diario liberal La Razón citado
por Braun, diría:

“El circo de Santamaría ha sido siempre


destinado a los espectáculos de género
bárbaro, como los toros, el boxeo, etc. Ningún
sitio más apropiado para lanzar la
candidatura del doctor Gaitán que éste.”11
Fuente: Gaitán, Gloria. Op. cit. p. 233.
La irónica alusión al carácter bárbaro del
Este cartel de propaganda electoral fue gaitanismo es clara. A la vez, en El Tiempo se
uno de los más conocidos y usados por los calificó el evento como “una bizarra
seguidores del caudillo. El puño de su mano conjunción de lo dramático y lo grotesco” y
derecha alzado en señal de combate, el rostro se afirmó que el gaitanismo estaba en poder
en una expresión de fortaleza y vehemencia de “avalanchas multitudinarias” en donde
y la leyenda clara y simple con la que se pesaba más el instinto que la razón.
señalaba el rumbo: “a la victoria”. El cartel es Enrique Santos “Calibán”, editor del
toda una novedad en aquellos años cuando mismo, en su columna Danza de las Horas
la política se empezó a tomar las calles y las reconocería que su fuerte arraigo entre las
plazas de pueblos y ciudades. Sus seguidores masas se entendía mejor por el hecho de que

10
Cfr. Barnicoat, John. Los carteles. Su historia y su lenguaje. Colección Comunicación Visual, Editorial Gustavo Gili S.A.,
Barcelona, 1972.Los carteles de manera más clara que la caricatura se habían convertido en instrumento auxiliar de la agitación
política y social en Europa desde el siglo XIX con las aparición de las grandes movilizaciones obreras, y sindicales y de los partidos
revolucionarios y anarquistas.
11
Braun, Herbert. Op. cit. p. 187.

88 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

“Gaitán les habla en un lenguaje más fácil de


entender, y se dirige a sus pasiones y no a su
razón”12. Las críticas editoriales se expresaban
gráficamente a través de la caricatura editorial,
en particular Adolfo Samper en El Liberal le
dedica varios cuadros en los que lo dibuja
como un servidor de los propósitos de Laureano
Gómez de dividir al liberalismo, tal como se
puede apreciar en las siguientes viñetas:

En la leyenda Gómez dice: “-Por estar embelesada con el Príncipe


me dieron las doce!” Fuente: El Liberal, enero 9/46, p. 4ª.

En una parodia del famoso cuento de los


hermanos Grimm: Cenicienta o El
zapatito de Cristal, Gaitán hace las veces
del Príncipe que corteja a la Cenicienta
Fuente: El Liberal, agosto 26/45, p. 4ª. representada por Gómez quien luce una
sonrisa de irónica satisfacción. Se presenta a
Laureano Gómez, feliz, lleva en hombros Gaitán como un líder dispuesto a aliarse con
a Gaitán, quien se presta a la maniobra el enemigo con tal de lograr sus fines, es decir,
divisionista. Es de las pocas ocasiones en que es un oportunista e inescrupuloso.
Samper dibuja a Gómez con cara alegre, con Veamos ahora cómo desde el otro bando,
lo cual afirma su mensaje en el sentido de El Siglo aprovechó la ocasión para estimular
que Gaitán es manipulado por éste. Es tal la la división en las toldas liberales. Las
satisfacción que sonríe cuando Gaitán lo arrea caricaturas y los editoriales revelan una visión
como si fuese un caballo, con una de sus no tan destructiva de Gaitán, se resalta su
consignas distintivas: “Laureano, a la carga”. consigna de “restauración moral de la república”

12
El Tiempo, septiembre 24/45, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 89


DARÍO ACEVEDO CARMONA

de la cual se consideran precursores ya que ese conflictos entre estos y las demás tendencias
fue el espíritu de su batalla contra el segundo del liberalismo.
mandato de López Pumarejo. Ilustremos esto Como hemos dicho, El Siglo se había
con lo que se dice en un editorial a propósito ensañado en el pasado con otros personajes
de Gaitán y de sus metas: rivales, también lo hará luego de la muerte
de Gaitán con Echandía y con Lleras Restrepo.
“El doctor Gaitán trata de convencer a su La línea consistía en vapulear a los personajes
partido de que necesita una verdadera cura
más destacados del partido opositor en sus
de salud, una enmienda radical que lo
rehabilite ante la opinión (...). Su ambición aspiraciones presidenciales. A Gaitán le pintan
es loable y sería perfecta si no adoleciera su como un falangista, agitador comunista, líder
movimiento de ciertos vicios de violencia y desbocado o derrotado, como un ser violento
de peligrosos distintivos clasistas (...). Pero,
con todo, es un esfuerzo generoso que, de y anárquico y hasta con facetas animaloides.
triunfar sobre los intereses creados, Sus rasgos físicos fueron explotados con
contribuiría en algo a salvar a su colectividad especial saña, desde sus dientes prominentes,
del desastre definitivo.”13
hasta el color mestizo de su piel, sus líneas
indígenas, y además, su baja condición social.
Es indudable que aquí hay un cambio de
La utilización de estos elementos se hacía de
posición respecto de los juicios propalados
forma graciosa y agresiva a la vez, la idea
cuando ocupó la cartera de Educación en
consistía en mostrarlo como un ser ordinario,
1940 y es claro también, que dicho cambio
de baja ralea y malos modales, como un
estaba mediatizado no tanto por las
arribista que no podía disimular su origen
afinidades programáticas con Gaitán como
humilde pues sus formas de vestir y de hablar
por circunstancias de conveniencia electoral,
lo delataban como un tipo vulgar y brusco.
pues los conservadores sabían a ciencia cierta
Los zapatos rotos y con taches de refuerzo
que sólo podrían alcanzar el triunfo enfrentando
a un liberalismo dividido. El desarrollo ulterior eran indicio de ordinariez, tosquedad y mal
de los acontecimientos, que muestra un cada gusto, cabe anotar que el uso de calzado no
vez más fortalecido liderazgo gaitanista estaba plenamente generalizado, las gentes
refrendado en las dos elecciones realizadas del campo utilizaban alpargatas o caminaban
en 1947 pone fin a ese paréntesis de a pié limpio, cuando alguien daba el tránsito
tratamiento benévolo hacia el caudillo liberal. al uso de zapatos, las incomodidades de la
Un tercer momento en la caricaturización adaptación quedaban en evidencia, pero era
de Gaitán se da cuando éste se consolida un símbolo de progreso, de civilización, quizá
como jefe de su colectividad y se proyecta a Gaitán se le quería presentar como un
como candidato único para las elecciones advenedizo a la vida urbana moderna.
presidenciales del año 1950. El órgano Para entender mejor el empleo de
laureanista vuelve a la carga contra Gaitán recursos racistas por parte del diario El Siglo,
tal como lo había hecho en los años cuarenta. el historiador norteamericano James
En los titulares de primera página, en los Henderson puede darnos unas buenas pistas.
editoriales y en la caricatura, el tema central, En una biografía intelectual que escribió sobre
el objeto principal de los ataques será de lejos Laureano Gómez, sostiene que aunque éste
Jorge Eliécer Gaitán, el gaitanismo y los era crítico del racismo anglosajón y nazi:

13
El Siglo, abril 4/46, p. 4ª.

90 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

“(...) no podía resistir el deseo de utilizar soñaban con Gómez como nuevo presidente.
ocasionalmente el denuesto racista cuando
El sueño se les había convertido en pesadilla.
ello podía ayudar a sus propósitos. Es así
como durante los años treinta y cuarenta los La exposición analítica de las caricaturas
caricaturistas de El Siglo exageraban en forma que haremos a continuación tendrá una lógica
burda los rasgos faciales de los adversarios temática, no se realizará según la cronología
políticos que parecían tener alguna huella de
ancestro africano.”14 de los acontecimientos aunque no dejará de
tener presente en cada faceta temática el
Sin embargo, decir que esta actitud era orden cronológico de publicación de las
un recurso ocasional de Gómez riñe con la mismas. Hecha esta advertencia
evidencia empírica, ya que por una parte en metodológica podemos decir que las
los discursos de Gómez, en editoriales de su representaciones sobre el caudillo liberal en
diario y en otras circunstancias, se refirió en las caricaturas analizadas se pueden apreciar
forma despectiva a lo negro, a lo indio, a lo en el cuadro abajo15.
africano y a la condición judía, usando
términos muy despectivos; y, de otro lado, lo Cuadro: Facetas de Jorge Eliécer Gaitán

de Gómez no estaba al margen sino que más Gaitán Jefe


FACETAS Nº de REPRESENTACIONES
75
bien se correspondía con una tradición de - Jefe liberal 28
- Jefe fascista 9
pensamiento, de la cual también hacían parte - Jefe comunista 8
- Jefe de bandidos 6
algunos intelectuales liberales, que - Jefe oligarca 4
- Jefe monárquico (César, Napoleón, Duce) 3
consideraban el mestizaje como un lastre de - Otros 17
Asociado con la violencia 27
nuestra cultura, un factor explicativo del Asociado con fraude electoral 16
Asociado con corrupción 13
atraso económico-social y hasta una de las En asuntos propios del liberalismo 36
Asociado con el comunismo 9
razones de la violencia política. Asociado con sindicalismo y huelgas 6
En tratos o enredos con prensa liberal 10
La revisión sistemática del diario Asociado con el gaitanismo 10

laureanista entre 1945 y abril de 1948 nos


permitió encontrar los siguientes datos: más A continuación presentaremos de manera
de 90 caricaturas, cerca de 40 registros desagregada las principales representaciones
editoriales y una altísima cantidad de titulares o facetas.
de prensa, de tono destructivo y mordaz contra
el caudillo liberal. Este número de referencias Gaitán fascista
es particularmente notable a partir de
mediados de 1947: 19 editoriales y 45 Las ideologías de extrema derecha en
caricaturas hasta diciembre, y 18 editoriales auge en Europa, en particular la fascista,
y 41 caricaturas hasta fines de marzo de empezaron a suscitar miradas de simpatía
1948. ¿Razones? La más coherente es la que entre algunos sectores juveniles del partido
tiene que ver con el hecho de que Gaitán se Conservador colombiano en la década del
había convertido en un fenómeno de masas treinta del siglo XX. Los jóvenes conservadores
y que había sido reconocido jefe único del Gilberto Alzate Avendaño, Augusto Ramírez
liberalismo por todas las tendencias y eso Moreno y Silvio Villegas, conformaron un
causaba pánico entre los conservadores que agrupamiento al que le dieron por mote “los

14
Cfr. Henderson, James. Las Ideas de Laureano Gómez. Ediciones Tercer Mundo, Bogotá, 1985, p. 254.
15
La suma de referencias no es equivalente con el número de láminas analizadas porque en muchas de ellas se encuentran varios
tópicos y facetas.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 91


DARÍO ACEVEDO CARMONA

leopardos” para señalar de esa forma su arrojo los podía perjudicar en sus aspiraciones de
y su espíritu de combate. Ellos de forma clara poder, por ello entonces, asumen el fascismo
reivindicaron su militancia con dicha ideología como una ideología nefasta y peligrosa y por
y su apoyo al régimen de Mussolini. Laureano eso se la endilgan a Gaitán. Para que ello no
Gómez fue más cauto, puesto que, aunque se apareciera como una cosa caprichosa,
sentía atraído no dejó de puntualizar las dibujaban al caudillo a la cabeza de
limitaciones del fascismo en materia religiosa manifestaciones de multitudes que portan
así como su desacuerdo con la exaltación teas, -tal como en efecto ya las venía
exagerada del nacionalismo. En todo caso, realizando- a la manera como lo hacía
fue Gómez el que recibió la mayor parte del Mussolini en la Italia de los veinte, y también
agua sucia cuando a mediados de los años recordaban que el jefe liberal había realizado
cuarenta el fascismo cayó en desgracia y estudios de Derecho en la Italia fascista16. De
cuando haber sido simpatizante o amigo de esa forma le daban consistencia a un mensaje
esta corriente empezó a ser visto como un con el cual trataban de mostrar las tendencias
lastre y algo indigno. Ser acusado de fascista o gustos dictatoriales de Gaitán. Ornamentos
ya no era, como años atrás, motivo de orgullo simbólicos como la camisa negra, las botas
sino de pena. Así pues, no es raro que en el militares, el saludo con mano derecha alzada
debate político, en su afán por desprestigiar a y cuadros de Mussolini en el escenario,
su contendiente los partidos apelaran al complementaban el mensaje que se quería
recurso de tildarlo de fascista. transmitir a la opinión.
Sin embargo, no deja de parecer ilógico El impacto buscado por los caricaturistas
que un vocero de ideas de extrema derecha era claro en el sentido de proyectar una
como El Siglo le enrostrara a su rival simpatías imagen totalitaria del caudillo, no hay que
con esta tendencia que muchos liberales de olvidar que ya para 1947, los responsables
la época y estudiosos actuales le achacaban del genocidio en Europa eran juzgados y
al sector laureanista. Aunque Laureano condenados por crímenes contra la
Gómez simpatizó durante la segunda guerra humanidad, el nazismo y el fascismo eran
mundial con los países agrupados en el Eje ideologías proscritas y en barrena, de tal forma
(Alemania, Italia y Japón), se preocupó por que quien apareciese como tal era objeto de
dejar en claro que el régimen de sus simpatías descrédito político. En un editorial se decía
era el falangista liderado en España por el que Gaitán pretendía ganarse las masas
dictador Francisco Franco. Escribió sus liberales para “conducirlas por los mismos
opiniones sobre el nazismo y el fascismo, caminos fascistas del unirismo (...), está
inclinando más sus simpatías por éste último, ensayando el nazi-fascismo con las masas de
aunque años después lo excluyera de sus su partido”17. En ocasión anterior le habían
preferencias, para quedarse con el falangismo enrostrado su viaje a Italia “Roma bullía otra
español. vez en la mente del caudillo delirante”18.
Luego de la derrota militar del Eje, el No obstante y para ser precisos, fue el
laureanismo inicia un viraje para liberalismo el que abrió fuegos en este tipo
desprenderse de una mácula que ellos sabían de señalamientos contra Gaitán. Desde la

16
Veáse, Braun, Herbert. Op. cit. pp. 114 y ss.
17
El Siglo, febrero 28/48, p. 4ª.
18
El Siglo, diciembre 17/47, p. 4ª.

92 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

campaña presidencial del 45-46, los métodos portan antorchas encendidas en actitud
de movilización de masas, las formas de enajenada. Es una asociación evidente de sus
propaganda y la exacerbación de las cualidades carismáticas y oratorias con las
emociones y pasiones de la multitud por él técnicas del fascismo. Para entonces, Gaitán
utilizadas, produjeron en los círculos directivos había institucionalizado los viernes liberales en
mucho temor y comentarios adversos. El el Teatro Municipal de Bogotá. Los ojos abiertos
liberalismo, decían, no podía someterse a las del caudillo indican delirio, embriaguez.
muchedumbres ciegas y enardecidas, por eso
convocaron a respaldar a Turbay frente “al
peligro fascista” que encarnaba Gaitán19. En
términos similares se expresó el partido
comunista, aliado del oficialismo liberal desde
el primer mandato de López Pumarejo, los
comunistas apoyaron a Turbay pues
consideraban que “Gaitán es un aventurero
peligroso con rasgos fascistas” según lo reseña
H. Braun en el texto ya citado.

La leyenda dice: “Momento en que el jefe único y sus alegres muchachos


se disponían a tomarse... unos rones en el café del Atrio.”
Fuente: El Siglo, julio 19/47, p. 4ª.

Nueva analogía de sus métodos de


movilización de masas con los del fascismo.
Gaitán organizó varios desfiles con antorchas
y ello fue aprovechado por sus rivales para
mostrarlo como un jefe con pretensiones
Fuente: El Siglo, julio 16/47, p. 4ª. fascistas. Aquí va acompañado por Darío
Echandía a su izquierda, detrás de éste Darío
Aquí aparece con traje de militante Samper y luego de sombrero y gafas Armando
fascista haciendo el saludo característico de Solano (todos ellos directivos del liberalismo)
ésta corriente, se dirige a un auditorio de El “café del Atrio” (al que alude la leyenda)
personas que le escuchan servilmente y que era un bar donde se reunían los seguidores

19
El Tiempo, diciembre 10/45, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 93


DARÍO ACEVEDO CARMONA

de Gaitán. El Pato Donald, que es el 1930, una vez el liberalismo retomó el poder
caricaturista, aparece siguiendo la corriente y dio inicio a un proceso reformista de la
en actitud de trivializar la marcha. Los zapatos sociedad, que el Partido Conservador y el alto
rotos, recurso usual de los caricaturistas de El clero convirtieron la denuncia contra el
Siglo, insinúan debilidad, falta de firmeza en comunismo en materia consuetudinaria, en
el punto de apoyo del movimiento o de la campaña sistemática, en asunto sagrado;
persona o vulgaridad. pero, esta vez, procedieron a señalar los
posibles nexos directos e indirectos, francos y
Gaitán Comunista embozados del liberalismo colombiano, que
según ellos hacía causa común con los
La situación del comunismo en Colombia comunistas para instaurar un régimen pro
no era muy diferente de la que vivía en otros soviético y ateo. Desde entonces, ningún
confines: era una fuerza con escasos apoyos dirigente ni periódico liberal escapó a tal
y perseguida, era mirado como un fantasma señalamiento, al estigma de ser acusado de
amenazante igual que como lo fue en Europa tendencias o militancia comunista. Esta
en el siglo XIX según la afortunada metáfora modalidad retórica es apreciable tanto en la
de Marx. Servía de chivo expiatorio a los lucha programática como en el no menos
gobernantes que querían atribuirle todos los expresivo duelo que se libraba a través de la
males habidos y por haber, era el responsable prensa, y en particular es posible hacerle un
de todos los conflictos y desbordamientos seguimiento por medio de la producción de
sociales. En fin, se le mostraba en unas caricaturas editoriales.
dimensiones muy lejanas a su peso real en la Los ataques a Gaitán en este terreno
política criolla. En efecto, el Partido Comunista también fueron sistemáticos y reiterativos.
que había sido fundado a mediados de 1930 Ello es explicable si tenemos en cuenta que
sobre las ruinas del Partido Socialista desde la segunda mitad del siglo XIX, más
Revolucionario criticado por sus concretamente desde la restitución del
comportamientos putchistas, logró echar Concordato entre el Estado colombiano y el
algunas raíces en el movimiento sindical urbano Papado en 1887 20, el conservatismo
y en sectores agrarios en los departamentos de colombiano y la jerarquía católica nacional
Boyacá, Cundinamarca y Tolima. Su escaso habían elevado a canon programático la lucha
arrastre de multitudes era compensado por una contra esta ideología. De comunista, además
gran capacidad para hacerse sentir desde su de masones y anticlericales fueron tildados el
aparato de propaganda. Partido Liberal y sus dirigentes más conspicuos,
La estigmatización de esta ideología se en especial desde el régimen de la “revolución
remonta en Colombia al siglo XIX cuando las en marcha” de López Pumarejo acusado y
orientaciones del Papado consignadas en el dibujado como comunista, bolchevique y
Syllabus y en otros documentos fueron sindicalista, de la misma manera que lo fueron
asumidas como parte de la plataforma de otros dirigentes liberales.
lucha del conservatismo y de la institución Se puede pensar que todo esto era
clerical. Sin embargo, fue en la década de producto de la exageración propia de la lucha

20
Veáse, Acevedo, Darío. La mentalidad de las elites sobre la violencia en Colombia: 1936-1949. El Áncora Editores-IEPRI
Universidad Nacional de Colombia, Santafé de Bogotá, 1995, capítulo 3.

94 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

sectaria y de la retórica propagandística en caos, las huelgas, los atentados, conspirando


razón de que históricamente está contra la población y sus referentes o valores
comprobado que ello no fue así. religiosos más sagrados. El oso (símbolo de
Sin embargo, el asunto no puede Rusia comunista), la hoz y el martillo
simplificarse tan a la ligera ya que cuando se (emblema y signo del comunismo)
detecta que dichas alusiones, referencias y presentados con una carga negativa y
analogías entre liberalismo y comunismo eran descalificadora, la figura siniestra y
parte de la retórica política hacía ya un buen maquinadora de Stalin, al lado de bombas,
tiempo y que ello se hacía de manera en escenarios en los que Gaitán y/o el
sistemática, y que además era vivido y sentido gaitanismo atacan los símbolos de la
así por la población conservadora y católica, democracia, del orden y de las instituciones
lo que debe reconocerse entonces es la republicanas, encarnadas por marianas, son
existencia de una acendrada convicción recursos con los que se pretendía consolidar
colectiva que servía de acicate para la lucha la imagen comunista del caudillo liberal.
contra los liberales. La imagen propagada También en los editoriales era clara la
sistemáticamente terminaba por cumplir la asociación que se le hacía con el comunismo,
función de hacerlo ver como comunista de como por ejemplo en el siguiente comentario:
verdad ante la militancia católico
conservadora. Es decir, topamos ahí con una “El señor Gaitán no pierde la esperanza de
hacer algo sonado antes de que se reúna la
convicción colectiva que tenía efectos
conferencia (Panamericana), por eso desde
tangibles en la vida real, en las relaciones tierras venezolanas procura mover sobre
sociales, pues condicionaba el accionar de Colombia ciertas avanzadas comunistas (...).
unos y otros según estuviesen ubicados en el He aquí el máximo baldón del gaitanismo: el
resuelto propósito de entregar a Colombia a
espectro político. la dictadura marxista.”21
Ahora bien, como recurso
propagandístico, era un pretexto de primer En titulares de prensa se le relaciona con
orden en cuanto la elite clerical y complots internacionales, con planes de
conservadora sabía que el mensaje calaba huelgas subversivas: “agentes comunistas
en un país todavía muy rural, tradicionalista, venezolanos tratan de provocar movimientos
fuertemente creyente en lo religioso y muy subversivos en conexión con los camaradas
influenciado por las orientaciones del clero. colombianos. Gaitán, Antonio García y
Dibujar a Gaitán o referirse a él como un Montaña Cuellar22, principales agitadores del
comunista o instrumento de dicha corriente, movimiento”23, “paro total comunista en
daba réditos políticos y electorales, por lo Latinoamérica para sabotear la reunión
menos así debían pensar los responsables de Panamericana”24 rezaba un titular a cinco
la campaña antigaitanista. Comunismo y columnas, “Gaitanismo y comunismo contra
gaitanismo, según ésta, iban de la mano Colombia” 25 . El diario conservador de
propiciando desórdenes, promoviendo el Antioquia, El Colombiano, también consignó

21
El Siglo, febrero 7/48, p. 4ª.
22
Antonio García era un intelectual de tendencia socialista no adscrito a ningún partido y Diego Montaña Cuellar era un dirigente del Partido
Comunista que dedicó buena parte de sus actividades en aquella época a la orientación de los sindicatos de trabajadores petroleros.
23
El Siglo, enero 24/48, p. 1ª.
24
El Siglo, febrero 5/48, p. 1ª.
25
El Siglo, enero 27/48, p. 1ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 95


DARÍO ACEVEDO CARMONA

similares comentarios: “la opinión pública Gaitán se utilizaba mucho en la primera y


conoce por ejemplo, las estrechas relaciones última acepción.
existentes entre el señor Gaitán y los
agitadores comunistas” 26 . Éste tipo de
lenguaje era usado con gran frecuencia, citar
todo lo que se decía haría farragoso nuestro
relato, por eso nos hemos limitado a unos
cuantos ejemplos.

La caricatura contiene el siguiente diálogo:


“Gaitán: - Y eso fue todo lo que trajeron?
Ellos: - Hasta donde nos alcanzaron los cartuchos, mi amo.”
Fuente: El Siglo, enero 28/48, p. 4ª.

De nuevo con traje de guardia


bolchevique y con casco y botas de fascista,
Fuente: El Siglo, enero 11/48, p. 4ª.
llevando en sus manos las riendas del oso,
recibe un parte de guerra de los dirigentes
En traje de bolchevique, conduce un coche liberales Roberto Salazar Ferro y Juan Lozano
tirado por el oso comunista que es empujado y Lozano (el de gafas) quien lleva en sus
por el dirigente comunista y asesor de los hombros un morral con calaveras de víctimas
sindicatos petroleros Diego Montaña Cuellar. de sus acciones violentas. Amarrado en la
A manera de cebo del animal, un cactus pared el símbolo comunista asociado con el
“huelgas”, para hacer caer en él al “país” (el caos. Violencia, caos, comunismo, fascismo,
pie descalzo de un hombre del pueblo) servilismo, se enlazan en esta lámina. El
Los ojos cerrados en muchas de las figuras mensaje también es claro en denunciar el tipo
pueden indicar malicia, visión estrecha, de relación que tiene con sus seguidores, de
sumisión o intenciones ocultas. Para el caso servilismo, por eso lo tratan de “amo”.

26
El Colombiano, enero 22/48, p. 1ª.

96 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

Gaitán violento era común a las elites de los dos bandos, a


saber: recriminar siempre al otro, achacarle
Textual y gráficamente, la figura de toda la culpa de los hechos violentos. Gaitán
Gaitán es asociada con hechos de violencia fue dibujado como un personaje simiesco,
política. Como es ya reconocido en los como un bandido, armado de rulas, pistolas,
trabajos de muchos investigadores de este fusiles y escopetas, con las manos untadas de
período y sobre el tema de la violencia, en la sangre y en escenarios en los que hay
década del cuarenta estaba en curso un cementerios de víctimas conservadoras. A su
proceso ascendente de confrontación retórica
lado hay muertos, paisajes de desolación,
y física entre liberales y conservadores en los
casas de gente humilde incendiadas. Su rostro
más disímiles escenarios. Mientras las
es adornado con gestos agresivos, sus ojos,
directivas de los dos partidos se lanzaban
siempre cerrados, estarían ocultando sus
acusaciones entre sí, los choques y las
pecados o su vergüenza.
masacres se sucedían escapando cada vez
En la retórica conservadora la violencia
más al control de las autoridades. Se trataba
no de una guerra convencional al estilo de las política es atribuible a la ausencia de normas
que se dieron en Colombia en el siglo XIX, y procedimientos claros en el sistema
como bien lo ha explicado el historiador inglés electoral y a la corrupción del régimen liberal
Malcolm Deas 27 , sino más bien de un en ésta materia. Los ejemplos son
fenómeno espontáneo, no planeado, del que abundantes, como un editorial que titulaba
nadie quería responsabilizarse. “escándalo en el Consejo de Estado”29, en
Gaitán y su partido fueron señalados como cuyo contenido se sustenta la idea del fraude
artífices, gestores y propiciadores de los hechos electoral del liberalismo durante los 16 años
de sangre contra la población conservadora, en que gobernó; también se leen titulares del
unas cuantas referencias pueden ilustrar lo que siguiente tenor: “monstruoso fraude liberal se
queremos decir: en un editorial dedicado a prepara en Norte de Santander”30. El mensaje
criticar la oposición de Gaitán al proyecto de que se reiteraba, sobre todo en las coyunturas
acuerdo de reforma electoral se dijo: electorales, era el de que el liberalismo se
había sostenido en el poder apelando al
“Esa fue la solemne y pública notificación a
fraude y por ende a la violencia. El presidente
todos los matones falsarios y electoreros de
que cédulas y registros falsos, continuarán Mariano Ospina en su mensaje de año nuevo
siendo usados (...). Ante los ojos del país de 1948 se expresaba en estos términos:
queda descubierto el responsable único de
las nefandas muertes por causa política que
“(...) el fraude desencadena la violencia y no
afrentan la cultura nacional. Se llama Jorge
es posible eliminar esta si antes no se han
Eliécer Gaitán.”28
purificado convenientemente las fuentes del
sufragio (...). La paz política y el orden social
El alto número de láminas con tal del país se basan en la verdad electoral (...)”31.
contenido es indicativo de una actitud que

27
Cfr. Deas, Malcolm. “Algunos interrogantes sobre la relación guerras civiles y violencia” en Sánchez, Gonzalo y Ricardo Peñaranda,
compiladores. Op. cit. pp. 41 a 46.
28
El Siglo, diciembre 28/47, p. 4ª.
29
El Siglo, marzo 12/47, p. 4ª.
30
El Siglo, marzo 6/47, p. 1ª.
31
El Colombiano, enero 3/48, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 97


DARÍO ACEVEDO CARMONA

De manera reiterada y hasta obsesiva, la los fastos de la república”34. Sostenían que


prensa azul insistía en la estrecha relación era violento porque desde el Ministerio de
entre fraude electoral y violencia, el primero Educación apoyó a los rojos emigrados de la
es la madre de la segunda, y como quiera Guerra Civil Española que buscaban
que los liberales se negaban a reformar el protección en Colombia lo era también por
sufragio, eran entonces los responsables de las amenazas de huelgas generales y la
la misma, sus inspiradores y sus directos convocatoria de paros contra el régimen, por
autores, por eso hablaban del “matonismo su peculiar forma de instigar al pueblo y por
liberal” como el autor de los asesinatos su verbo “enardecido y demagógico”.
políticos contra dirigentes conservadores, Gaitán era violento – insistían sus
practicado por: “forajidos y malhechores detractores – porque se negó a impulsar
reclutados por los gobiernos liberales”32. Y se desde el Senado la reforma del Código
dolían de la negativa del liberalismo a la Electoral y este era el punto de partida de la
revisión de la cedulación: violencia:

“Si el fraude no se extirpa radicalmente no “Los conservadores campesinos han caído por
podrá evitarse la violencia, esa mancha centenares víctimas de la violencia de las
pavorosa que destruye nuestro prestigio de turbas gaitanistas, desenfrenadas por el
pueblo culto y democrático.”33 estímulo de su directiva y corrompida por el
ejemplo de la patanería parlamentaria (...). El
horrendo fenómeno de los homicidios por
El señalamiento fue reforzado por la
causa política continúa en el país porque el
versión lanzada por Laureano Gómez en el doctor Gaitán lo estimuló al lanzarse él mismo
sentido de que en poder de los liberales había por los atajos de la iniquidad y la diatriba (...)
un millón ochocientas mil cédulas falsas. Las y al oponerse a la revisión de la cedulación.”35
acusaciones de fraude electoral enrostradas
desde tiempo atrás contra la dirigencia roja, Claro que no seríamos justos si no
se extendían a los líderes liberales según la reconociéramos que en la campaña electoral
ocasión y su grado de importancia. Gaitán es del 45-46 Gaitán también recibió de parte
alcanzado por tal campaña en el momento de las tendencias santista y lopista
en que es reconocido jefe de la colectividad y acusaciones de estar estimulando la violencia
candidato a la presidencia. con los métodos que utilizaba para movilizar
Además, se decía que Gaitán era violento a sus seguidores, métodos que asociaban con
porque salió en defensa de los acusados de la sus tendencias ideológicas pro fascistas:
matanza de conservadores en Gachetá de
“Realmente el único personaje del
enero de 1939 y al haber sido electo a la movimiento es el propio candidato, y la
Cámara de Representantes por tal provincia, responsabilidad de los excesos, del fragoroso
por eso decían que él: “representa, pues (...) tumulto, de la violencia organizada con todas
sus nocivas consecuencias, no puede
de modo auténtico, la voluntad del propio
localizarse en nadie distinto a su inspirador
sector liberal que perpetró el más abominable intelectual. Los métodos aplicados son de
de los delitos políticos de que tenga memoria una típica extracción fascista (...). Una minoría

32
El Siglo, agosto 13/47, editorial, p. 4ª.
33
El Siglo, diciembre 4/47, p. 4ª.
34
El Siglo, febrero 8/40, p. 4ª.
35
El Siglo, enero 21/48, p. 4ª.

98 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

resuelta, audaz y resentida, resuelve por la Gaitán es el “Gato Bandido” (título de una
violencia apoderarse de las plazas públicas y
fábula del poeta colombiano Rafael Pombo
dar la impresión física de que con ella se halla
el país (...)”36. que narra la historia de un gato que decide
hacerse malo), que pronuncia una de las
Casi dos años después, cuando el caudillo consignas peculiares de Gaitán “a la carga”,
había desactivado las acusaciones de sus y como jefe del liberalismo va armado de
pares en el liberalismo, los conservadores lo revólver y espada. En sus espaldas porta otras
presentan a los ojos de los lectores como “(...) armas en las que se lee “gases”, en alusión a
uno de los directores de tan disolventes un debate promovido por el caudillo contra
métodos de barbarie”37, para por medio de la unas importaciones de gases lacrimógenos
violencia asegurar el fraude electoral. En la ordenada por el gobierno de Ospina Pérez.
misma línea se referían a su movimiento en
términos clínicos, como si se tratara de una
anomalía síquica que induce a la violencia:

“Qué es el gaitanismo? El gaitanismo es una


epidemia, es una enfermedad, una especie
de intoxicación que lleva a sus víctimas a
odiar la paz, el bien ajeno, el orden y que las
precipita a la violencia (...). Doctor Gaitán:
las restauraciones no se hacen con violencia
y hojarasca oratoria.”38

La leyenda dice: “De jefe de partido a jefe de cuadrilla”


Fuente: El Siglo, noviembre 24/47, p. 4ª.

Se toma como pretexto para mostrar su


faceta de violento, la presentación en el
Congreso de los proyectos de reforma a la
La leyenda completa dice: “Michín dijo a su mamá - voy a volverme Policía Nacional y al arancel aduanero, los
pateta- y el que a impedirlo se meta- en el acto morirá” que es cuales fueron considerados como lesivos para
fiel a la leyenda original de la fábula y que acá es usada para
indicar sus intenciones violentas. La figura traviesa del Pato el país y de corte comunista por parte de la
Donald que representa al caricaturista huye del gato y así
reafirma la idea del peligro que representa Gaitán.” bancada conservadora. La estampa es
Fuente: El Siglo, noviembre 1/47, p. 4ª.

36
El Tiempo, marzo 20/46, p. 4ª.
37
El Tiempo, enero 18/48, p. 4ª.
38
El Tiempo, febrero 7/48, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 99


DARÍO ACEVEDO CARMONA

claramente la de un tipo arrabalero, de baja Claro que la posición de este diario no


condición, en actitud violenta que exhibe siempre fue la misma, recordemos que su
cráneos de sus víctimas, a manera de trofeos. propietario y fundador, Eduardo Santos, lo
Una campesina observa impávidamente. nombró ministro de Educación durante un
trecho de su mandato presidencial y que luego,
Gaitán dictador cuando el enemigo a derrotar fue Laureano
Gómez, convocó a su partido a respaldar a
Una de las facetas más difundidas del Gaitán como jefe único del mismo.
caudillo es la relativa a sus pretensiones Juan Uribe Cualla, directivo conservador
dictatoriales. En primer lugar, por su calidad allegado al laureanismo, lo calificaba de líder
de jefe único de un partido que era “omnipotente y soberano”40. Un editorial
considerado hegemonista y arbitrario, en firmado por Inocencio Franco -que puede ser
segundo término, por las influencias que el seudónimo de algún dirigente cercano a
habría recibido en su viaje a la Italia fascista, Laureano Gómez o quizás él mismo- se refería
también, porque era un aliado de los a Gaitán en estos términos: “Usted tiene en
comunistas y, por último, por su talante y su el fondo de su ser, aun cuando usted no lo
egocentrismo. Desde los diarios liberales se crea, una contextura totalitaria”41. Adjetivos
le endilgaba su ascendencia con el modelo de hombre soberbio y vanidoso, y cosas por el
autocrático fascista, El Tiempo, por ejemplo, estilo, se le endilga en otros editoriales, en los
llegó a decir en un editorial que: que se le asigna dotes de arbitrariedad y de
poco amigo de la ley. Por ello es dibujado como
“En la formación intelectual del doctor un Napoleón, o como El Duce, o alguien
Gaitán, dejó honda huella el contacto con la
cercano a Stalin, o un César romano.
autocracia latina, y en su intimidad quisiera
realizar entre nosotros el tipo de Duce y del Por supuesto, estas imágenes están en
Condottiere. La estatua de Colconi, correspondencia con la retórica conservadora
soberbiamente erguida en la plaza de de los editorialistas desde la que se insiste de
Venecia, desasosiega sus sueños de
impaciencia y ambición. Las tropas de manera implacable en la tarea de destrucción
choque, organizadas por el candidato de la simbólica del caudillo. Esas dotes imperiales
restauración moral, han venido actuando con o autoritarias se le achacan en el manejo de
eficacia estrepitosa en los centros poblados,
los asuntos de su partido, en el que había
con el ánimo de infundir pavor en los electores
liberales, amenazándolos con el mitin y el logrado –decían- poderes incontrolados y
tumulto, e impidiendo antidemocráticamente desmesurados desde que asumió la jefatura
el libre ejercicio del derecho de reunión y única del mismo. Se le muestra como persona
coartando la libertad de palabra.”39
ambiciosa, capaz de cualquier cosa para
lograr sus propósitos arribistas.

39
El Tiempo, marzo 20/46, p. 4ª. Obsérvese cómo el editorialista habla de “tropas de choque” y de sus métodos antidemocráticos.
40
El Siglo, junio 14/47, p. 4ª.
41
El Siglo, octubre 4/47, p. 4ª.

100 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

Fuente: El Siglo, enero 30/48, p. 4ª.


Fuente: El Siglo, diciembre 20/47, p. 4ª.

Gaitán como un César en el circo romano


Como un Napoleón herido y derrotado, en el que ha puesto a combatir en términos
su movimiento -un caballo acechado por un desiguales a su oso (“el comunismo”) con una
gallinazo- está muerto. Enrique Santos dama indefensa (“la tranquilidad nacional”).
“Calibán” es quien conduce el avión “danza Entre los soldados de su guardia se aprecia a
de las horas”, nombre de su columna en El Juan Lozano primero a la izquierda de Gaitán,
Tiempo, desde el cual le lanza bombas y desde Jorge Uribe Márquez (segundo a la izquierda)
donde, según El Siglo, se trataba de ponerle y Diego Luis Córdoba (en la extrema derecha
zancadilla al caudillo, eso explica las bombas de la lámina) como la guardia Pretoriana.
arrojadas contra él. En este tipo de Todos armados con lanzas. El león en el brazo
creaciones, el artista trata de sacar partido de de la silla es un signo clásico de poder. Es de
los conflictos que viven sus rivales al atizar sus las pocas láminas en las que aparece con ojos
diferencias. El uso de la figura icónica de abiertos que podría indicar goce sádico, por
Napoleón facilitaba entre el público una fácil el brillo que tienen, satisfacción con el
y gráfica apropiación de la idea imperial o sufrimiento de la nación, o también puede
dictatorial. indicar conciencia de lo que se hace.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 101


DARÍO ACEVEDO CARMONA

Gaitán jefe liberal 1947, Laureano Gómez, nombrado por el


gobierno jefe de la misión colombiana,
La designación de Gaitán como jefe advertía que:
máximo del Partido Liberal que tuvo lugar en
junio de 1947, es para la dirigencia “Hay un colombiano, uno sólo, el jefe del
partido liberal, el doctor Gaitán, que está
conservadora, en especial para el ala
pensando en la manera como deslustra,
laureanista, el fruto de la manipulación, de la mancha y entorpece el funcionamiento de la
demagogia, de la contemporización con la conferencia, y nos exhiba ante los huéspedes
corrupción del régimen liberal precedente. Es, de honor como un pueblo inculto y salvaje
(...)”42.
además, el producto de la entrega a los
métodos más cuestionables de la práctica
El caudillo era dibujado en trances difíciles,
política, al desenfreno del sectarismo y del
lidiando con su partido anarquizado y dividido
tumulto.
que es asemejado a un caballo brioso,
La importancia dada a Gaitán en calidad
desbocado o partido en dos, o a un hombre
de jefe, se refleja en la gran cantidad de
viejo y enfermo que no quiere decir sabiduría
caricaturas en las que aparece como líder o
sino achaque, fin del ciclo vital, cercanía de la
conductor liberal (28 de manera explícita) En
ellas se le pinta en una variada gama de muerte, a un burro cansado y sin fuerzas que
facetas: ventrílocuo de Eduardo Santos, es sobrecargado de trabajo, a un cadáver que
divisionista o víctima de tretas divisionistas de va en carroza fúnebre conducida por él. Sus
parte de sus rivales, en especial de Enrique copartidarios son mostrados en actitud de
Santos “Calibán”, manipulando a la izquierda disgusto con el nuevo jefe y buscando la
comunista, con ímpetus dictatoriales, ciego y manera de ponerle zancadilla, de “aguarle la
sordo, trapecista, caminante de la cuerda fiesta”. Antes de ser proclamado candidato
floja, tramposo, sectario, amenazante, liberal y jefe único, Eduardo Santos barajó
instigador de desórdenes y de huelgas, en otras alternativas como la de una dirección
tratos con el comunismo, impulsando dual con Darío Echandía; López Pumarejo ya
proyectos “macabros” desde el Senado, no lo miraba con buenos ojos e impulsaba el
azuzando la violencia, haciendo el doble juego nombre de Lleras Restrepo para contrarrestar
de participar en el gobierno de la Unión su ascenso meteórico.
Nacional y a la vez promover entre sus Todas esas discusiones y debates internos
seguidores una política anticolaboracionista, en el liberalismo eran explotados al máximo
organizando complots contra el gobierno y por los caricaturistas y editorialistas
contra la Conferencia Panamericana. conservadores para crear desconcierto e
Días antes de dicha Conferencia que tuvo incertidumbre en las filas rivales, por ello en
lugar en Bogotá, El Colombiano y El Siglo un comentario sobre su consagración como
publicaron noticias sobre una supuesta jefe único, se dijo que ese era un “acto de
conspiración contra el evento propiciada por demencia colectiva del liberalismo”43.
dirigentes comunistas del continente entre los Uno de esos editoriales resume
que estaría Gaitán. Desde noviembre de gráficamente lo que representaría para el país

42
El Siglo, noviembre 16/47, p. 4ª.
43
El Siglo, diciembre 13/47, p. 4ª.

102 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

la presencia de Gaitán en el palacio y la Iglesia Católica colombiana tejieron una


presidencial, algo así como “un mico en un leyenda de horrores y espanto.
pesebre”, allí, al hacerse el balance de su
gestión como jefe de las mayorías liberales
en el Congreso del año 1947, se agregaba:
“el saldo? un director ignorante en la ciencia
del gobierno, engreído, que sólo cuenta para
mantenerse con una garganta demagógica y
una soberbia pertinaz (...)”44.

Fuente: El Siglo, marzo 24/48, p. 4ª.

Gaitán trata de cambiar las herraduras de


un caballo (“unidad dinámica” de su partido)
que lleva en una carroza (“la higiene”) al
liberalismo muerto. Es pues, el jefe
sepulturero del liberalismo. En ese momento
Fuente: El Siglo, octubre 2/47, p. 4ª. se había roto la Unión Nacional por segunda
vez. La corona de la demagogia y la rueda del
Gaitán conduce un caballo brioso y fraude complementan la imagen negativa
desbocado, que ha perdido los estribos que se quiere proyectar sobre el jefe y su
“escándalos” y que representa a un colectividad. En el horizonte se insinúan los
liberalismo partido en dos. Se trata de insinuar gallinazos y una enorme nube como marco
que con los debates propiciados por él en el de la tragedia. El caricaturista juega desde
Congreso, en vez de producir la unidad en su fuera de la escena llevando su corona de
partido lo que hace es dividirlo condolencias. El encabezamiento es una
irremediablemente. El sombrero grande asociación con el fin que tuvo Mussolini,
evoca a los revolucionarios mexicanos de cuando huía con algunos de sus seguidores
1910 sobre los cuales el Partido Conservador por el camino del Aventino, que se convirtió

44
El Siglo, diciembre 17/47, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 103


DARÍO ACEVEDO CARMONA

en su sepultura, Gaitán como él, va al concesión, es decir, se hacía solidario con la


desastre. Hasta la herradura (símbolo de causa de la defensa de los gobiernos liberales
suerte) rueda por el suelo. hasta ese año. Los editorialistas se mofan de
su consigna de restauración, diciendo que es
Gaitán corrupto restaurador del “odio sectario y del
manzanillismo”46.
En su vida pública, Gaitán nunca se vio Pero, las alusiones al caudillo en esta
envuelto en escándalos derivados de casos materia eran de corte genérico y muy en la
concretos de corrupción, como en cambio si línea de buscar su desprestigio asociándolo
sucedió con otros jefes liberales. En el texto con los escándalos en que se vieron
biográfico del historiador Braun se muestra involucrados sus antecesores, como López
cómo el asunto de la moral pública constituía Pumarejo, como queriendo decir que “el que
uno de los ejes centrales del discurso entre la miel anda algo se le pega” o “dime
gaitanista45. Su llamado a la “Restauración con quien andas y te diré quien eres”. Las
Moral de la República” estaba fuertemente caricaturas no se referían a hechos específicos,
inspirado en los escándalos en que se vio a escándalos en curso, aunque sí tenían un
envuelto el Régimen Liberal durante el corte propagandístico y una clara intención
segundo gobierno de López Pumarejo. Este de afectar su imagen. Se le dibuja tramando
hecho puede servirnos para medir cuán con sus lugartenientes la repartición del
importante era para él el comportamiento presupuesto de la Nación (representado por
moral de los gobernantes, fuesen del partido una torta), o volando en un oso alado en pos
que fuesen. del mismo. En lo que más énfasis pusieron en
Sin embargo, El Siglo no encontraba esta temática fue en lo referente al fraude
coherente que el caudillo que había electoral. Gaitán es tratado como uno de los
denunciado la corrupción del gobierno liberal, responsables del mismo (encontramos 16
se dejara seducir por este partido para que lo caricaturas alusivas al asunto), en pose de
liderara. Ahí se había producido –en su falsificar cédulas, negándose a aprobar el
entender- una claudicación. Por eso, en proyecto de reforma electoral impulsado por
adelante, no dejó de incluirlo en sus diatribas el gobierno de Unión Nacional de Ospina
contra las inmoralidades de los dirigentes y Pérez en el año 47, cargando cestos con
gobernantes de tal colectividad. La crítica era cédulas falsas o haciendo operaciones
contra el Régimen Liberal y por tanto, todos estadísticas ilógicas e irregulares.
aquellos que tuviesen algún vínculo con él, Hacia finales de 1947, los editoriales de
estaban manchados por todos los pecados El Siglo fueron particularmente duros contra
incluyendo por supuesto el de corrupción. Gaitán por el papel que jugó al frente de la
Gaitán será tratado como un traidor a la causa bancada liberal del Congreso en la discusión
de la restauración moral porque se pasó a las de la reforma electoral. Le criticaron con
filas corruptas, porque retornó a la oficialidad dureza su retiro de la comisión encargada de
en calidad de jefe único y ello implicaba una discutir el proyecto e interpretaron tal hecho

45
Cfr. Braun, Herbert. Op. cit. pp. 156 y ss. En el terreno de la moral, señala Braun, “Gaitán estaba ideológica y políticamente más
cerca de los conservadores. Su crítica del capitalismo en nombre de un orden moral más elevado hacía vibrar en ellos cuerdas
afines”.
46
El Siglo, mayo 26/47, p. 4ª.

104 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

como una jugada para ir en busca de las En esta viñeta Gaitán pronuncia un
cédulas falsas, más adelante le dirían que: discurso en un banquete de directivos liberales
“el medio no sólo propicio, sino obligado, para a altas horas de la noche (indicio de
que el fraude se realice es el de la violencia conspiración): Darío Echandía (a su derecha),
(...)”, pero éste “necesita una materia prima: Darío Samper -enseguida del anterior, Plinio
la cédula falsa”. Luego acusan al caudillo Mendoza Neira (en la parte inferior de la
liberal del fracaso de la misma y del lámina), enseguida de éste Pedro Eliseo Cruz;
consecuente incremento de la violencia47. a la izquierda de Gaitán está José Joaquín
Valoración que reiterarán más adelante Castro y enseguida de éste, el intelectual Luis
cuando en un editorial afirman lo siguiente: López de Mesa. En el centro de la mesa, una
lechona –que representa el “presupuesto”
“La violencia se origina inequívocamente por nacional- alude a la repartición dolosa del
el fraude electoral; y por lo tanto la
erario público en que incurren los comensales.
responsabilidad última y definitiva de las
matanzas está en quienes se oponen a la La leyenda es una burla a su estilo oratorio y a
limpieza y saneamiento de los instrumentos su manera de referirse al pueblo, como
de identificación electoral. Esta también una ironía a su demagogia: hablando
responsabilidad está personificada en el
doctor Gaitán.”48 de hambre en medio de tal comilona. El
caricaturista juega socarronamente en la
escena, al salir corriendo con una manzana
buena antes que se descomponga.

Gaitán y gaitanismo

Un alto porcentaje de caricaturas tiene


múltiples sentidos, se referían o insinuaban
más de una situación o lectura, así por
ejemplo, cuando Gaitán es dibujado como
comunista, podemos encontrar referencias a
la violencia, a su propensión al autoritarismo.
También cuando aparece en calidad de jefe
liberal lo podemos ver asociado con distintas
facetas, la del violento, el maquinador, el
responsable del fraude electoral, el
demagogo, el desbocado, el ciego, el
aventurero, el enterrador. En general pues,
nos topamos con creaciones de carácter
La leyenda dice: “Gaitán: -Este pueblo lo que tiene es polivalente. Nada bueno, ninguna virtud podía
hambre...Es el tremendo problema beológeco, sociológeco y
poléteco del pueeblo colombeano”(sic) tener Gaitán. Los símbolos, que en su
Fuente: El Siglo, octubre 29/47, p. 4ª. explicación histórica se caracterizan por su

47
El Siglo, diciembre 28/47, p. 4ª.
48
El Siglo, febrero 5/48, p. 4ª.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 105


DARÍO ACEVEDO CARMONA

ambivalencia o por su multiplicidad, son políticos del país, a los que se refería como
utilizados por los dibujantes en un sentido “la oligarquía”.
preciso y unívoco, bien invirtiendo su función La campaña sistemática de destrucción de
simbólica -un ángel pero maligno- o bien la imagen del caudillo desde los editoriales y
reafirmando uno de sus sentidos negativos- las caricaturas, ambientada con noticias de
el cerdo, la hoz y el martillo o el oso, por primera página en las que se informaba de
ejemplo. acciones de delincuentes comunes que se le
Sus rasgos físicos peculiares y sus achacaban a la turba o chusma gaitanista,
cualidades personales, desde sus prominentes contribuyó sin duda a la gestación de un clima
dientes, su aspecto aindiado, su color moreno de intolerancia y pugnacidad política en el
(el ser mestizo en suma), hasta su forma de que muchas cosas podrían suceder, incluso
hablar, de mirar y de vestir, sus modales, un atentado personal. El novelista y amigo
hicieron parte del arsenal de recursos que personal del líder, José Antonio Osorio
utilizaron sus detractores para mostrarlo como Lizarazo, en una apasionada biografía sobre
un ser agresivo, peligroso, negativo. Como Gaitán dijo a este respecto:
bien dice Braun:
“Los grandes diarios, los directorios políticos,
“Todo lo que de físico había en Gaitán se las personas serias, ratificaron el método de
volvió profundamente simbólico (...). La lucha consistente en preterir a Gaitán,
mayoría de sus retratos muestran a un Gaitán desconocer sus hechos y realidades,
de tez oscura, con los ojos entrecerrados, en desfigurar el movimiento, restarle
un signo culturalmente reconocible de importancia y mostrarlo como una inepta
sospecha y desconfianza considerado bufonada. Publicaban fotografías de rateros
característico de la “malicia indígena”. Gaitán y de ebrios, de pequeños delincuentes y de
se presentó invariablemente con una sonrisa prostitutas, aplicándoles el calificativo de
sarcástica, la boca abierta, los dientes gaitanistas.”50
expuestos en una mueca amenazante.”49
Según el historiador Braun51, en los días
Pero Gaitán en vez de arredrarse, convirtió previos a su asesinato, muchos gaitanistas
aquello que sus enemigos le señalaban como temían por la vida del jefe, él mismo lo intuía,
defectos, en poderosa arma de propaganda. pero no creía que se atrevieran a hacerlo. No
Él se quiso parecer cada vez más a las gentes obstante lanzó una voz de alerta “si me matan
del común, sin abandonar su brega por vengadme”. A la campaña de descrédito no
ingresar a los clubes de la alta sociedad escapó tampoco su movimiento, el
bogotana. Braun relata la anécdota de un gaitanismo, ni la organización de sus más fieles
fotógrafo a quien Gaitán le pidió el favor de seguidores, la famosa JEGA (Organización
que lo retratase lo más feo posible, él, que era Jorge Eliécer Gaitán, sigla que recoge las
conocedor de las artes de la propaganda, iniciales de su nombre) atacados con la
sabía que así le llegaría más fácil a un pueblo misma saña y virulencia que el caudillo,
cansado con los tradicionales, distantes, incluso después de su crimen como se puede
emperifollados y acartonados dirigentes apreciar en las siguientes láminas en las que

49
Cfr. Braun, Hebert. Op. cit. p. 159.
50
Cfr. Osorio Lizarazo, José Antonio. Gaitán: vida, muerte y permanente presencia. Carlos Valencia Editores, 2ª edición,
Bogotá, 1982, p. 268.
51
Cfr. Braun, Herbert. Op. cit. pp. 245 y ss: “el asesinato estaba en la mente de todos. Era algo demasiado predecible. Su muerte era
algo inevitable. Era demasiado peligroso y demasiado temido por los jefes de ambos partidos.” p. 251.

106 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

el caricaturista se esfuerza por representar las por su militancia apasionada. Por ello,
calidades negativas o defectos de sus suscitaron miradas recelosas de la burguesía
seguidores. Gaitán se había ocupado nacional y de los políticos tradicionales que
personalmente en la conformación de su veían en todo esto una señal de anarquía y
propia organización desde la campaña por la de confusión.
presidencia, eso se correspondía con su Las caricaturas sobre la JEGA y en general
desconfianza frente a las estructuras orgánicas sobre los seguidores de Gaitán constituyen
de su partido en las que el mayor juego lo testimonio elocuente de esa visión de las
tenían los dirigentes tradicionales y los jefes elites, del terror y el espanto que suscitaba
de los directorios nacionales, departamentales entre ellos la acción de las “turbas” y del
y municipales. “tumulto”, de ahí quizá su contundente sesgo
La JEGA era una estructura compleja en programático e ideológico, las viñetas no se
la que se mezclaban personas de diversa refieren necesariamente a hechos concretos
calidad intelectual y procedencia social, en o a determinadas personas, además, la
ella tenían cabida profesionales y hombres campaña detractora era integral, cubría al
del común y estaba conformada por seis líder y a su movimiento.
grupos: intelectuales, empresarios,
estudiantes y profesionales, trabajadores,
capitanes populares y combatientes heroicos,
cada uno de ellos con funciones especiales
que iban desde la organización de comités
de apoyo, propaganda, preparación de
eventos, marchas y manifestaciones, venta
del semanario Jornada, acopio de recursos
financieros, venta de discos con discursos del
caudillo, campañas de adoctrinamiento,
fabricación de banderas y estandartes,
organización de mítines y de actos de presión
y un sin fin de actividades que daban cuenta
de una nueva forma de hacer política que
causó gran alarma entre las elites políticas.
A la JEGA se la responsabilizó de varias
acciones de carácter violento: pedreas contra
El Tiempo cuando este dejaba de mencionar
a Gaitán en sus páginas, ingreso de sus Fuente: El Siglo, enero 17/48, p. 4ª.

seguidores a sitios elegantes para difundir su


pensamiento, saboteo a movilizaciones de sus Un grupo de negros (lo negro, según
rivales y a los discursos de los demás dirigentes Cirlot, es lo referido a la parte baja y oscura
del partido que en el pasado habían sido del ser humano, las tinieblas) -que según el
hostiles con su caudillo. Las huestes encabezamiento es el gaitanismo- apuñala a
gaitanistas, a diferencia de las otras, un hombre civilizado, en el suelo hay restos
sobresalían por el ruido que provocaban, por óseos de otros asesinados, que también
su música, sus coros, sus consignas y en fin, pueden sugerir canibalismo. Es claro el matiz

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 107


DARÍO ACEVEDO CARMONA

racista que se insinúa contra los negros como No hay duda de que durante los últimos
una raza incivilizada y violenta. Esta caricatura nueve meses de vida de Gaitán, se adelantó
está muy relacionada, como lo demuestro en una campaña sistemática en su contra. Se había
otra parte de éste texto, con una frase de tornado extremadamente peligroso para la
Laureano Gómez en una conferencia dictada dirigencia conservadora, para el alto clero, para
en noviembre de 1947 en la que sostuvo que los propios jefes de su partido y en general para
Gaitán quería entregar el país a una “horda las clases altas que ellos representaban. La
africana”. ridiculización corría pareja con la agresividad.
La mordacidad pisaba los terrenos de la
destrucción de su imagen. El objetivo era
cerrarle el paso al poder, impedir que
triunfara, no se sabe sí al precio de su vida.
Pero no quiero plantear una relación de
causa-efecto entre la campaña y el crimen.
Años atrás, El Siglo había procedido con igual
virulencia contra la elite liberal, en particular
contra la figura de Alfonso López Pumarejo y,
luego del asesinato de Gaitán, la emprendería
contra quienes lo sucedieron en la dirección
del partido. Igual pasión destructiva se detecta
en los dibujos de Adolfo Samper y en los de
otros caricaturistas liberales contra Laureano
Gómez en El Liberal, El Tiempo y El Espectador.
Ni López ni Gómez fueron asesinados.
El tono sectario y agresivo en el debate
político que se expresaba en la prensa, era en
Fuente: El Siglo, enero 29/48, p. 4ª.
cierto sentido, parte de una tradición del
politizado periodismo colombiano; de otra
El gaitanismo es un ser siniestro, violento,
parte, de un estilo que guardaba semejanzas
armado de rula “restauración” y revólver, sin
con los desarrollos del género en el mundo
cabeza, con pies animaloides y con el símbolo
del periodismo occidental en el que la
comunista de la hoz y el martillo en el pecho.
Una de sus manos chorrea sangre de unas mordacidad y la ironía eran corrientes, y, por
víctimas que yacen en el suelo. La ausencia último, de una táctica de combate político a
del rostro puede sugerir que no se atreve a la que apelaban nuestros partidos en aquellos
asumir su responsabilidad en los actos de años. Aunque se puede pensar que era más
violencia o que carece de conciencia moral y propia de las fuerzas de extrema derecha, en
por ello es capaz de hacer cosas abominables, el medio nacional también fue usada por el
también puede significar carencia de fuerza periodismo liberal.
espiritual pues la cabeza es la sede de ésta. Si bien en Colombia la extrema derecha
Todos los simbolismos aquí son usados en no apelaba -salvo algunas palabras y
sentido negativo: sangre, cuerpo sin cabeza, consignas provocadoras de Laureano Gómez-
rasgos animales, muertos y la hoz y el martillo. a los llamados a utilizar la violencia física, en

108 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007


LA MUERTE SIMBÓLICA DE JORGE ELIÉCER GAITÁN

cambio si la propiciaba simbólicamente desde apropiara del deber de salvar a la sociedad


una retórica agresiva e implacable contra su de las garras del caudillo siniestro no había
rival, sobre el cual dejaban caer los más sino un paso. La atmósfera política
destructivos denuestos y calificativos, o indispensable para el crimen había sido
imágenes siniestras de corte apocalíptico: el creada con la sistemática destrucción
“otro” (monstruo, simio, cerdo, salvaje, bárbaro, simbólica de la imagen de Gaitán.
etc.) era la hez, la perdición, la ruina del país, la De acuerdo con lo sucedido, se puede
amenaza al orden y a la ley, la violación de los deducir que la amarga lección del 9 de abril
valores sagrados, el sacrificio de las buenas no fue asimilada por las elites, por el contrario,
costumbres y las sanas tradiciones. Es decir, se unos meses después de la luna de miel de la
gestó ese ambiente negativo que las ideologías revivida Unión Nacional entre los partidos con
maximalistas necesitan crear para favorecer o la que se conjuró el alzamiento popular, estos
apuntalar sus estrategias de tipo mesiánico y volvieron a sus viejas querellas y el país se
que configuran el escenario de una vivencia precipitó de nuevo en un oscuro callejón de
mítico-religiosa de carácter intenso, en la que venganzas en el que una desbocada retórica
se conjuga la retórica con el ceremonial, con los de violencia corría simultáneamente con la
rituales, con las movilizaciones y con las sangre de millares de víctimas. La llamada
expresiones simbólicas, tal como lo explica “Violencia” llegaba a su clímax.
Sergio Daniel Labourdette al referirse a la La gama de apelativos y adjetivos
política como un campo de vivencias míticas denigrantes empleados contra Gaitán es bien
y de confrontación de creencias y amplia y es ilustrativa de la existencia de la
certidumbres: campaña que en contra de su imagen estaban
desarrollando sus oponentes. Ahí
“La formación de grandes movimientos encontramos una parte del proceso de
masivos demuestra que las adhesiones se
representación del otro como enemigo, que
despiertan por motores mítico-simbólicos y
no por argumentaciones racionales. Los es de la esencia de la política e imprescindible
militantes y los simpatizantes así como los en los grupos o colectividades que se lanzan
adversarios manejan explicaciones míticas, y a luchar contra un rival al que necesitan
se incorporan o desertan de acuerdo con la
plenitud de los mismos.”52 someter o exterminar53.
Para concluir traemos a cuento el editorial
No se requería una conspiración para que del diario El Colombiano editado en Medellín,
Gaitán fuera asesinado. En el ambiente correspondiente al 10 de abril de 1948, un
flotaba entre algunos sectores sociales día después del asesinato. En la capital
influyentes y núcleos de opinión, la sensación antioqueña el gaitanismo y el mismo caudillo
de un peligro gravísimo si el país llegaba a no gozaban de una acogida generosa, la
caer en sus manos, y entre una sensación influencia conservadora y clerical era muy
colectiva de miedo y un individuo que se fuerte y quizá por ello no alcanzaron los niveles

52
Labourdette, Sergio Daniel. Op. cit. pp. 135 y ss.
53
Cfr. Luque, Enrique. Antropología política. Ensayos críticos. Editorial Ariel, S.A., Barcelona, 1996, p. 36. Al respecto, éste antropólogo
español se encarga de demostrar la importancia que en la política tiene la construcción de un campo de relaciones amistosas y
conflictivas. Amigos y enemigos son nociones infaltables en la lucha política, de ahí el esfuerzo de los colectivos por dotarse de
identidades desde las cuales se elabora la noción de amigo y de enemigo: “cualquier colectividad (sea la que corporiza el Estado-
nación, sea la del poblado amazónico o neoguineano) necesita, además, representarse al otro como amigo o como enemigo antes
de poder aliarse con él o luchar contra él”.

DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007 109


DARÍO ACEVEDO CARMONA

de respaldo que tuvieron en otras ciudades y ideas, a los que Colombia debe su grandeza
y su decoro. Desde un campo político
regiones. Sin embargo, el día del asesinato de
opuesto nosotros lo reconocemos sin
Gaitán, hubo serios brotes de desorden y ambages (...), su voz se dejó escuchar con un
amotinamientos, El Colombiano, por ejemplo, brillo y una elocuencia que apenas si
estuvo a punto de ser incendiado por grupos de encuentran precedentes entre los hombres
públicos de Colombia (...). La muerte del
personas que estaban protestando. El editorial doctor Gaitán es, pues, motivo de intenso
revela no sólo el miedo a la destrucción sino dolor para esta patria nuestra que hoy iza a
también un intento por granjearse el respeto de media asta su bandera, en homenaje al ilustre
desaparecido (...)55.
los gaitanistas al usar un lenguaje tan diferente
al que usualmente utilizaban contra el caudillo,
No exageramos al decir que estas
que parecería que estuvieran refiriéndose a un
palabras parecen estar dirigidas a una
mártir del conservatismo.
persona muy diferente a aquel que era
De entrada el lector se encuentra con una
considerado anarquista y peligroso sujeto que
serie de titulares y subtítulos en los que se le
con sus veleidades fascistas y sus métodos
atribuye la responsabilidad del crimen a los
populacheros –según decían- ponía en riesgo
comunistas: “golpe comunista -los liberales
la institucionalidad y el orden. Vistos los
fueron víctimas de premeditado engaño
sucesos en perspectiva histórica, uno no puede
comunista”, “sangrientamente se cumplió la
pensar que esas palabras sean sinceras o que
consigna roja contra la Panamericana”,
se correspondan con unas líneas de acción
“gaitanistas y comunistas saquearon ciudades
que decían todo lo contrario del caudillo; así
y almacenes”, “Gaitán víctima del
que resulta por lo menos cruel, que palabras
comunismo”, “el comunismo tenía preparado
tan encomiables y elogiosas sólo se puedan
el asesinato del doctor Gaitán”. Como se
escribir ante el hecho patético de la muerte
puede ver, hay un cambio de enfoque, Gaitán
del rival. ¿Pura retórica? o ¿Una jugada para
pasa de ser considerado un aliado a víctima
desembarazarse de la ira popular? Eso no nos
de los comunistas y se insiste en la existencia
corresponde juzgarlo, sólo queremos registrar
de un complot de los rojos contra la
el hecho lamentable de que en las
Conferencia Panamericana.
controversias político-partidistas de aquellos
El comentario editorial es mucho más
años, era necesario morir para encontrar
elocuente e ilustrativo del viraje sobre Gaitán,
algún remanso de paz y de reconocimiento
veamos algunos apartes:
en la palabra de los rivales. Así había sucedido
“Hasta en las circunstancias de su muerte, el también con la muerte de los líderes liberales
doctor Gaitán nos recordó su semejanza Olaya Herrera en 1937 y Gabriel Turbay en
espiritual con otro de los grandes paladines 1947. Suena a hipocresía no a caballerosidad,
del liberalismo, el general Uribe. 54 Almas
pues lo cierto del caso es que corridos unos
gemelas, templadas en la lucha, de un carácter
vigoroso, todas sus inquietudes las dirigieron pocos días, cuando aún estaba vigente el
hacia el servicio público, al que supieron duelo, los dirigentes de los dos partidos
entregarse con desinterés y nobleza. Es a tornaron al lenguaje agresivo y procaz para
hombres así, de tan recia personalidad, de
tan vertical intransigencia en la lucha por las desvirtuarse mutuamente.
54
Se refiere al general Rafael Uribe Uribe, caudillo liberal con gran ascendencia en su partido en las bregas políticas y militares desde
fines del siglo XIX y comienzos del siglo XX quien murió asesinado brutalmente por un par de artesanos que le destrozaron a
hachazos el cráneo en las gradas del Capitolio Nacional en octubre de 1914 en Bogotá.
55
El Colombiano, abril 10/47, p. 4ª.

110 DOMÍNIOS DA IMAGEM, LONDRINA, V. I, N. 1, P. 81-110, NOV. 2007

También podría gustarte