Está en la página 1de 1

El último teorema de Fermat

En 1637, Pierre de Fermat (1601-1665) conjeturó que:


“Es imposible descomponer un cubo en dos cubos, un bicuadrado en
dos bicuadrados, y en general, una potencia cualquiera, aparte del
cuadrado, en dos potencias del mismo exponente.

Esta frase es el problema matemático más difícil del mundo y todo


comienza con el famoso Teorema de Pitágoras: x2 + y2 = z2

Una solución rápida sería: “32 + 42 = 52” o “52 + 122 = 132” y si seguimos buscando
encontramos más y más.

Así que la pregunta que planteó Fermat fue, ¿qué pasaría si el 2 lo cambiáramos por un 3,
4, 5, 6, 7, 8,9…cualquier número entero “n”?. Fermat simplemente dijo que nunca se
encontraría una solución: Si n es un número entero mayor que 2, entonces no existen
números enteros x, y, z, tales que se cumpla la igualdad: “xn + yn =zn”

Así que se podría expresar algebraicamente de esta forma: “xn + yn ≠ zn”

Eso fue lo que dijo Fermat, y no sólo eso, dijo que podía demostrarlo, sin embargo escribió
la siguiente nota: “He encontrado una demostración realmente admirable, pero el
margen del libro es muy pequeño para ponerla.”

Fermat escribió que había una demostración pero jamás dijo cuál era. Después de eso él
murió sin revelar nunca la demostración, así que por más de 300 años, se trató de buscar
una demostración de esta, muchos matemáticos lo intentaron: Gauss, Galois, Kummer,
Sophie Germain, en el siglo XIX Euler lo intentó y tampoco pudo, millones de personas lo
intentaron, ninguno tuvo éxito, incluso los ordenadores se usaron sin lograr nada, y por eso
se le llamó conjetura.

Hasta que un niño a sus 10 años llamado Andrew Wiles en una biblioteca se
tropezó con un libro que contenía el teorema de Fermat, estaba fascinado
con este, pero al avanzar en las páginas por ningún lado aparecía la
demostración, lo cual desde ese momento fue su sueño y reto personal
algún día lograr demostrar dicho enigma.

No fue entonces que hasta 1993 demostró que efectivamente era cierto lo
que Fermat había conjeturado. Hoy en día se le conoce como el Último Teorema de Fermat,
o Teorema de Fermat-Wiles, y es uno de los teoremas más famosos en la historia de la
matemática. De este trabajo, combinado con las ideas del matemático alemán Gerhard Frey
y con el Teorema de Ribet, se desprende la demostración del Último Teorema de Fermat.