Está en la página 1de 20

REPASO PROCESO DE INTERVENCIÓN 1 CORTE.

 Inicialmente es necesario tener en cuenta los tejidos y componentes


añadidos del sistema locomotor, cada uno de ellos puede comportarse
de forma distinta mas no independiente ya que son íntimamente
influenciables, lo que quiere decir que si uno de los ya mencionados
se afecta el resto puede llegar a padecer repercusiones limitando así
la capacidad motriz del aparato locomotor.
 Siempre se debe recordar que para realizar un correcto proceso de
intervención se debe realizar una examinación previa del estado del
aparato locomotor y en especifico del paciente como persona y ser
global.
 Se debe detectar si el paciente padece de dolor, posterior a eso se
debe tratar de identificar si el paciente padece de un dolor relacionado
con el factor emocional de su ser, o si este esta relacionado con una
afección de los tejidos del aparato locomotor.
 Los tejidos que siempre debemos tener en cuenta son los siguientes:

- Fascia (tejido conjuntivo de tipo contráctil y no contráctil, si se afecta


puede influenciar de forma negativa sobre todos los tejidos del
organismo).
- Musculoesquelético (Tejido contráctil, se relaciona con dolores de
tipo activo y contra resistencia).
- Nervioso (se asocia a los dolores neurogénicos, se debe tener en
cuenta que estos pueden causar grandes afecciones si padecen de una
compresión).
- No contráctil (de este hacen parte los tejidos cartilaginosos y
ligamentario, se relacionan con un dolor al movimiento pasivo).

ESTIRAMIENTO.
 Inicialmente se debe tener en cuenta que el estiramiento es una acción
fundamental al momento de querer mantener los tejidos de tipo
contráctiles en un estado optimo o sano, sumado a esto debemos
saber que el estiramiento es la acción que se lleva acabo al momento
que se aleja el origen de la inserción muscular o se lleva al musculo
en su acción contraria, esta actividad aporta a que el musculo se
acondicione para poder así adaptarse a un entrenamiento que se
oriente ya sea al fuerza, la resistencia o la potencia.
 El estiramiento es beneficioso también porque aporta al retorno del
estado inicial del músculo, se puede entender también al aporte del
retorno al estado de relajación muscular.
 En el caso de que los pacientes no realicen un estiramiento adecuado
estamos ante una situación con probabilidades aumentadas de lesión,
esto debido a que los músculos del paciente se mantienen en un
estado de acortamiento sostenido, tornándose más riesgosa la
incidencia de contracturas, fatiga, desgarros, tendinitis etc.
 El estiramiento puede ser prescrito en dos modalidades específicas,
inicialmente se puede prescribir de forma pasiva (este estiramiento
consiste en que el terapeuta es el que debe llevar acabo la acción
contraria a la propia del musculo, estimulando así las fibras
musculares), la segunda modalidad del estiramiento es de tipo activa
(en esta modalidad el paciente es el que lleva acabo la actividad de
elongación muscular).
 Se debe tener en cuenta el estado en el que se encuentra el paciente
par así poder llevar acabo una prescripción adecuada del
estiramiento, teniendo en cuenta lo anterior es donde debemos
clasificar la necesidad y los objetivos por alcanzar del paciente, unos
pueden necesitar reducir la tensión muscular y otros pueden requerir
ganar una ligera tensión o contractura muscular para así poder ganar
estabilidad.
 El estiramiento también es un medio terapéutico que aporta en la
organización adecuada de las fibras de colágeno sobre el musculo
evitando así que se formen puentes de colágeno cruzados y
sobrepuestos sobre el musculo, que pueden llevar a afectar al
músculo en su desempeño locomotor.
 Se debe tener en cuenta que al momento de estirar hay factores que
pueden influir sobre sus beneficios, inicialmente debemos recordar
que todos los tejidos del musculo tienen dos fases en contraste a la
tensión que son la fase elástica y la fase plástica, se debe tener en
cuenta que dependiendo del tiempo podemos llevar al muscula a
alcanzar ambos estados teniendo efectos meramente terapéuticos
para el paciente, en el caso del tiempo ser recomienda traspasar los
15 segundos de estiramiento para así poder vencer la tensión
fisiológica que ejerce el musculo en contra del estiramiento (causada
por el aparato tendinosos de Golgi y el uso neuromuscular), se
recomienda que mínimamente se realice un estiramiento de 30
segundos y se quiere que el musculo llegue a una fase plástica
traspasar ese intervalo de tiempo aumentando así la capacidad de
elongación del mismo.
 El estiramiento puede ser dinámico o estático, también puede
modularse en base a la velocidad en la que se efectúa el mismo siendo
así rápido o lento.

EJERCICIO RESISTIDO.
 Se debe tener en cuenta que el ejercicio resistido requiere de dos
componentes esenciales o fundamentales, inicialmente este requiere
de una activación muscular, seguido a esto se necesita aplicar una
resistencia sobre el musculo esta puede ser de tipo manual o
mecánica, depende del estado y los objetivos que quiera alcanzar el
paciente se puede modular la resistencia en los dos tipos
mencionados.
 Se debe tener en cuenta que la resistencia manual se aplica
mayormente a pacientes que apneas están retornando a un estado
activo de terapia física o también saliendo de una evento patológico
que requiere una reactivación muscular, en el caso de la resistencia
mecánica se debe aplicar a pacientes que cursas con un recorrido o
acondicionamiento adecuado se debe modular en pro de los objetivos
que estos quieran alcanzar.

OBJETIVOS DEL EJERCICIO RESISTIDO:

 Pueden tener tres tipo de orientaciones:


 Aumento de la fuerza máxima: en este caso se debe tener en cuenta
que los terapeutas buscaran inicialmente calcular el 1RM del
paciente, posteriormente al ya haberlo calculado se buscara que el
paciente realice un trabajo por debajo esto quiere decir que en el
umbral sub máximo de fuerza, teniendo un enfoque de pocas
repeticiones con cargas elevadas para el paciente que se esta
trabajando, se busca llevar al musculo a su nivel de tensión mas
elevado aplicando una carga de gran magnitud.
 Aumento de la resistencia muscular: en este caso el objetivo y
modo de entrenamiento que se aplicara al paciente es totalmente
diferente al anterior, en este caso reduciremos las cargas a un nivel
moderado, y aumentaremos el nivel de repeticiones de forma
elevada, para aportar a la adquisición de resistencia muscular.
 Aumento de la potencia muscular: en este caso se debe tener en
cuenta componentes que en los dos tipos de entrenamiento anteriores
no se mencionaron, en este caso la velocidad de ejecución del
entrenamiento, el tiempo de ejecución y casi no se utilizan cargas
pueden estar presentes en medidas casi nulas; se aplica para
deportistas que necesitan de una activación de fibras rápidas (blancas
que no poseen niveles elevados de oxígeno).
 Precauciones:
Se debe tener en cuenta y en total consideración la situación de salud
del paciente y porque busca la prescripción del ejercicio, y también
cuales son los objetivos que este quiere alcanzar de igual manera se
debe tener en cuenta los facilitadores o limitadores que este tiene
(respecto a su entorno y a el mismo como persona).

Precauciones especificas:
 Cardiovascular: los pacientes acostumbran a aguantar la respiración
durante el ejercicio, lo que causa un aumento en la presión
intraabdominal, lo que conlleva a daños no esperados en el sistema
cardio respiratorio por un aumento de presión excesivo en el retorno
sanguíneo hacia el corazón lo que puede causar un ruptura en el tejido
cardiaco, generando una falla cardiaca, por esto es necesario tener en
cuenta las indicaciones que le damos al paciente acerca de su
respiración, se les debe pedir inspiración y espiración constante
durante el ejercicio, o que manejen y vocalicen el numero de
repeticiones que llevan a cabo durante todo el ejercicio que se realiza,
se debe también realizar un monitoreo del estado cardiovascular del
paciente antes y durante la realización del ejercicio.
 Fatiga: es un signo claro de que el organismo puede estar en un
estado de sobre entrenamiento, en este punto es necesario escuchar,
tener en cuenta y percibir con atención todo lo que el paciente dice
acerca del como se siente, ya que esta puede conllevar al paciente a
padecer de lesiones si no se le brinda un descanso y un dirección
correctiva; el paciente puede reportar sentir dolor, cansancio
constante y malestar, puede ser causado por sobre entrenamiento, por
mala alimentación o por no tener un descansa apropiado.
 Recuperación: todos los tejidos del cuerpo necesitan recibir un
debido descanso al ser entrenados para poder tener un optimo proceso
de regeneración; por lo que es necesario que el terapeuta realice un
plan de entrenamiento donde se tenga en cuenta la recuperación
durante y después del entrenamiento; dependiendo del tipo de
entrenamiento y la intensidad de este debemos realizar una
modulación correcta con el descanso que le brindamos al paciente.
 Sobre entrenamiento: en este punto es necesario tener en cuenta
factores diversos que pueden llegar a influir sobre la recuperación del
paciente, se debe tener un control sobre la nutrición o alimentación
que lleva el paciente, ya que si es careciente de nutrientes necesarios
para la recuperación muscular, se debe tener en cuenta también el
tiempo de descanso durante y después del entrenamiento; por ultimo
debemos saber si el paciente padece de una afección sobre la
inervación de los músculos ya que esto puede causar repercusiones
graves en el caso de que se genere un sobre entrenamiento.
 Compensaciones o movimientos sustitutivos: es muy frecuente que
los pacientes al iniciar y aun cuando ya tienen un acondicionamiento
deportivo adopten posiciones erróneas al momento de la ejecución de
los ejercicios lo que puede conllevar o traer consigo la aparición de
lesiones.
 Pacientes que padecen de osteoporosis: en estos casos necesitamos
tener máxima precaución con el paciente ya que sus huesos son
propensos a quebrarse, y si añadido a su fragilidad le añadimos una
carga estamos exponiendo al paciente a padecer de fracturas.

Precauciones:
 Se debe preguntar al paciente en todo momento cual es su estado y
como se siente.
 Saber si este padece de algún dolor o mialgia, ya que estos pueden
ser causado por contracturas o por fatiga muscular, o por un pobre
consumo de k+ en la célula o fibra muscular.

Tipos de ejercicio:
 Concéntrico: este tipo de ejercicio consiste en el acercamiento de las
fibras musculares, la dirección del movimiento es de distal a
proximal, o de inserción a origen muscular.
 Isométrico: en este caso la longitud del las fibras musculares no
sufrir de acercamiento o de alejamiento, se mantienen en su posición
inicial, buscando una tensión sostenida sobre el musculo.
 Excéntrico: hace referencia al alejamiento de las fibras musculares,
en este caso el musculo es sometido a una tensión muscular muy
grande; al aplicar o prescribir este tipo de ejercicio es necesario saber
cual es el estado del aparato locomotor del paciente por la exigencia
que este ejercicio ejerce, también se debe tener sumo cuidado con
pacientes que padezcan de alguna afección cardiaca o de hipertensión
ya que este ejercicio puede generar cambios en la frecuencia
cardiaca.
 Cadena abierta: en este caso el segmento distal de ejercicio no
posee un soporte o anclaje, y el segmento distal puede moverse
libremente.
 Cadena cerrada: en este caso el segmento distal tiene un punto de
soporte o de anclaje, un ejemplo sencillo de este tipo de ejercicio son
las flexiones de codo o las sentadillas.
 Estabilización dinámica: en este tipo de ejercicios lo que se busca
logara es que por medio de la desestabilización el paciente gane
estabilidad en sus grupos musculares.
 Forma optima de proceder con la prescripción: es necesario tener
en cuenta cual es el estado de salud del paciente para así poder
determinar cual es el protocolo indicado o mas adecuado en el caso
particular y especifico de cada paciente, seguido a esto debemos
saber como fue el nivel de actividad del paciente, cuáles fueron o son
sus actividades durante su tiempo libre, además de eso debemos saber
también a que se dedica el paciente, ya recopilados estos datos
debemos organizar un plan de entrenamiento independiente para
cada paciente que lo requiera.
FASCIA.
 Es un tejido de carácter ininterrumpido cumple diversas funciones en
términos generales brinda soporte, sostén y contornea las demás
estructuras del organismo, es un tejido que se encuentra distribuido
por todo el organismo y el aparato, por lo que en este punto es
necesario tener presente que si este tejido se ve afectado en algún
segmento puede traer repercusiones en otros segmentos aun están
lejanos a la zona afectada, es un tejido que posee diversas
capacidades y características biomecánicas, por lo tanto también es
susceptible a diversos estímulos, se puede nombran también como
una banda de tejido que se distribuye por todo el aparato locomotor.
 Zonas donde se distribuyen la fascia: fascia del tronco: dermis,
epidermis, hipodermis (capa conectiva laxa, membranosa, conectiva
laxa), fascia profunda (lamina superficial y lamina profunda); fascia
de las extremidades: hipodermis (capa conectiva laxa, capa
membranosa, capa conectiva laxa), fascia profunda, fascia epimisio).
 Uno de los aportes que brinda la fascia en el sistema anatómico del
organismo es brindar un espacio determinado a todos los segmentos
musculoesqueléticos, siendo un tejido que se distribuye de forma
tridimensional por todos los segmentos del organismo, lo que
conlleva a que se le brinde un tratamiento de esa forma.
 Tixotropía: este concepto es una característica propia de la fascia, se
debe tener en cuenta otro concepto que es clave hablando de la
tixotropía el cual es la viscoelasticidad, lo que hacer referencia a que
la fascia es capaz de pasar de un estado viscoso rígido a un estado
viscoso líquido, esto se consigue por medio de un estímulo mecánico
no traumático, se debe hacer mención a lo anterior porque se generar
micro rupturas al aplicar el estímulo sobre la fascia.
 Piezoelectricidad: en este punto es necesario tener en cuenta que la
fascia no es únicamente susceptible a las tensiones, sino que también
puede ser estimulada por medio de la presión, en el caso de que se
aplique una presión sobre la fascia estaremos generando una
liberación de energía sobre el tejido, aportando también a la
liberación de fibroblastos, lo que directamente entra a aportar en la
reorganización de las fibras colagenasas del tejido.

Inducción y liberación miofascial.


 Se debe tener en cuenta que al ser un tejido con una gran cantidad de
células musculares lizas y también tiene una gran composición de
terminaciones nerviosas susceptibles a diversos estímulos la tornan
en un tejido susceptible a las lesiones de tipo compresivas, al
afectarse de esta manera la fascia sufre de adherencias las cuales se
tornan en puentes de colágeno que se sobreponen al tejido y se cruzan
entre sí, afectando de forma indirecta a los demás tejidos, la afección
puede ser a nivel superficial y profundo.
 Se debe tener en cuenta que los atrapamientos miofasciales son
sumamente dolorosos y molestos porque generan un efecto
compresivo sobre las terminaciones nerviosas tipo c (se debe tener
en cuenta que estas fibras son de conducción lenta para el dolor, son
amielínicas y tienen una llegada al sistema nervioso central mas
prolongada que las Alfa delta) al verse afectadas el dolor se torna
sostenido y molesto para los pacientes, cuando se afecta la fascia el
efecto compresivo también termina por afectar el vascular generando
una retención toxica en la zona afectada lo que aumenta la sensación
de incomodidad.
 La liberación miofascial es un técnica manual que se compone por
estímulos mecánicos que pueden llegar a ser profundo y
superficiales, con diferentes formas de ser aplicados, puede ejercerse
presión sobre los tejidos como puede ejercerse tensión, estos
estímulos debe ser aplicados en sentido tridimensional, lo que genera
efectos de alivio, liberación y re organización de las fibras que se
encontraban en sobreposición o desorganizadas en el tejido; en este
punto es necesario tener en cuenta que los pacientes pueden
desencadenar un sinfín de respuestas tanto emocionales como
mecánicas, lo que vuelve necesario el dar recomendaciones
obligatorias, la ingesta de líquidos después de la intervención (al
emplearse una liberación miofascial las toxinas que se encontraban
atrapadas en el sistema circulatorio venoso son liberadas por lo que
necesitan ser eliminadas por medio de la orina, se debe recomendar
que no realicen ingesta de alcohol o carnes rojas en los próximos 3
días), posterior a la liberación se deben dar recomendaciones basadas
en los conocimientos fisioterapéuticos como la realización de
actividad física, estiramiento, corrección postural entre otras.
 PRECAUCIONES:
- Aneurismas.
- Hemofilia.
- Leucemia.
- Hematomas.
- Estado febril.
- Osteomielitis.

CYRIAX.
 esta técnica se basa en los conceptos de la liberación miofascial, su
principio es generar por medio de una fricción con presión moderada
en sentido transverso una inflamación de tipo terapéutico buscando
generar una reorganización de las fibras de colágeno que generaron
puentes entre cruzados de colágeno que se formaron sobre el tejido
generando adherencias, al producir la inflamación terapéutica se
genera una hiperemia local, se suman también la inhibición de
transmisiones o estímulos nociceptores, disminuyendo los dolores
sobre una zona en específico; también es una técnica capaz de
eliminar las adherencias.
 Se debe tener precaución con pacientes que padezcan de:
- Hipersensibilidad.
- Hiperreactividad.
- Fibromialgia.
- Demencias.

Drenaje linfático:
 Es un sistema que funciona de forma similar al sistema de retorno
venoso, su función es dependiente de la activación muscular y la
mayor dificultad para cumplir su función de forma óptima y correcta
es la gravedad.
Se emplea un masaje de forma manual.
 Contraindicaciones
 Cáncer.
 Infecciones severas.
 Enfermedades cutáneas.
 Inflamación de los vasos linfáticos.
 Insuficiencia cardiaca descompensada.

Masaje:
 Se debe tener en cuenta que esta técnica se considera como la
manipulación de los tejidos en pro de conseguir optimizar o potenciar
el estado de bienestar de un paciente, si se enfatiza la atención en el
masaje sueco esta técnica emplea principios específicos enfocados en
los tejidos blandos del organismo los cuales son:
 Roce.
 Presión profunda.
 Presión estática.
 Amasamiento.
 Fricción.
 Vibración.
 Percusión.

 Se busca optimizar el bienestar de diversos estados o ámbitos de un


paciente tales como:
 Sueño.
 Relajación.
 Relajación muscular.
 Disminución del dolor.

 Como profesionales en preparación debemos recordar que hay


requisitos importantes para hacer uso de las técnicas terapéuticas, es
necesario que los terapeutas recuerden que hay riesgos implícitos en
el uso de cualquier técnica de rehabilitación en el caso de los masajes
es necesario realizar un análisis previo a la ejecución de la técnica
para así establecer y reconocer cual es la situación del paciente y
cuáles son las posibles complicaciones que este puede llegar a
desarrollar a lo largo de la intervención.
 Teniendo en cuenta lo anterior es necesario conocer cuál es la historia
y el historial del paciente en cuanto a afecciones respecta, también
conocer su historia clínica, cuál es su motivo de consulta, realiza una
examinación detallada de la postura estática, verificar cuál es su
estado biomecánico de forma cuantitativa y cualitativa.
 Esto le permitirá al terapeuta establecer objetivos claros y concisos
para poder desarrollar un buen plan de intervención y logrará generar
una buena adherencia del paciente al tratamiento.
 Al iniciar el proceso de intervención se debe tener en cuenta que le
paciente debe estar cómodo y además el terapeuta también debe estar
en una posición cómoda, para la comodidad del paciente se debe
buscar que este esté en posición horizontal y además se encuentre la
musculatura de este elongada para garantizar mejores resultados de
la intervención; la duración del masaje puede variar de los 30-60
minutos si se quieren obtener resultados favorables, se debe tratar de
que las intervenciones sean una vez por semana.

TECNICAS DEL MASAJE RUSO:

ROCE:
 El tacto y el movimiento del terapeuta se debe ajustar a los tejidos
tegumentarios o al tegumento del paciente, el objetivo de este es
reducir el dolor por medio de una presión suave.
PRESION PROFUNDA DESLIZANTE:
 En el caso de esta técnica se emplea una presión más consistente,
donde se busca alcanzar tejidos más profundos específicamente sub
tegumentarios.
PRESION ESTATICA:
 En este tipo de masaje se aplica un apoyo localizado sobre un tejido
blando, la presión puede ser permanecida, y también puede ser
intermitente u escalonada.
AMASAMIENTO:
 Consiste en aplicar presiones y depresiones de forma sucesiva, puede
ser en sentido longitudinal o transversal, lo que genera un efecto de
descompresión y relajación.
FRICCION:
 Hace referencia al acercamiento de una estructura anatómica a otra,
el movimiento puede ejecutarse de forma esférica o elíptica.
VIBRACION:
 Movimiento variable que incluye depresión y presión.
 En el caso del masaje es importante tener presente los siguientes
puntos de higiene:
 Higiene de las manos.
 No tener ningún dispositivo en las muñecas.
 No llevar aditamentos de decoración en los dedos.
 No usar esmalte.
 No llevar las uñas largas.
 Siempre desinfectarse las manos post masaje.
 Recordar realizar tactos con respeto y autoridad hacia el paciente.
 Se recomienda que el masaje se realice sobre la zona de la piel, no
sobre la ropa ya que el frote sobre las prendas puede llevar a generar
quemaduras.

Rodilla:
• Deformidades:
Síndrome SR. Harry Plate.
Antes de los 2 años G, varo: distancia Intercondílea.
G valgo=<8 cm
Tener en cuenta las edades:
0-12 cáncer linfático, cáncer de linfoma, osteo sarcoma, menisco
discoide (menisco en forma de disco).
• Se debe tener en cuenta los siguientes signos:
Si es bilateral. Crecimiento es un dolor bilateral.
Localización. Crecimiento no es localizado.
Duración. Crecimiento de larga duración.
Alteración de la función. Crecimiento no altera la función.
Aparición de cojera. No da cojera en el crecimiento.
• Apartado por edades:
12-18 rotula luxable.
18-30 osteofitis y condromalacia.
30-50 AR.
50-55 reducción del menisco OA.
• Traumatismo: varo, valgo, flexión y extensión (piot).
• Tumoración:
Adultos: bursitis, pre/infra patelar.
Inter articular: hidrartrosis, piartrosis, hemartrosis.
• Inspección:
Atrofia (cuádriceps (daño meniscal), daño muscular), aumento
(volumen)
Bloqueo (pseudo o bloqueo completo): detenimiento brusco, dolor,
movimiento anormal, crujido.
Crujidos: son ruidos, pueden ser (traquidos (alteración condral en
rotula), chasquidos (pop), resalte (sonido duro, al haber un menisco
discoideo)).
Fecha: 9/4/2019

RECUENTO ANATOMICO:
La articulación de la rodilla es una tróclea, formando por los cóndilos
femorales, los platillos tibiales y las facetas articulares de la tibia,
entre los platillos tibiales se puede encontrar las espinas tibiales
antero internas , y postero externas , situados entre los cóndilos y los
platillos tibiales se localizan los meniscos , se encuentra la rótula se
localiza adelante del fémur por su parte superior se inserta el
cuádriceps, y se fija en su porción inferior gracias al tendón
rotuliano ,debajo de este tendón se encuentra la grasa de Hoffa, en
ambos lados se da la presencia de alerones o retináculos rotulianos,
el Angulo Q es el Angulo formado por el eje del fémur y el tendón
rotuliano este está abierto hacia afuera y su vértice se encuentra en la
rótula , liquido sinovial para lubrificar la rodilla.

1. LESION DEL LIGAMENTO COLATERAL MEDIAL:


• Mecanismo de lesión:
En este caso es necesario tener en cuenta que la mayoría de rupturas
en el ligamento colateral medial, son causadas por traumatismos
sobre la estructura ya mencionada, la zona del impacto generalmente
es directamente sobre el ligamento o por debajo del basto lateral del
cuádriceps, el golpe tiene una presión o fuerza dirigida hacia medial
lo que genera la fractura del ligamento, puede tener un origen
meramente mecánico, pero en estos casos el traumatismo puede
afectar de forma conjunta a los ligamentos cruzados y su grado de
incidencia es menor al del traumatismo, esta lesión también se
conoce como la ruptura ligamentaria en valgo; su lesión se produce
cercana a su origen en la porción superior del cóndilo medial de la
tibia o en sobre la línea articular de la rodilla.

• Diagnóstico y exploración:
Se deben tener en cuenta varios signos iniciales para el diagnóstico
de la lesión, inicialmente se debe observar en la estructura lo
siguiente:
 Contusión medial en la rodilla.
 Desgarro del menisco medial.
 Luxación completa o subluxación de la rodilla.
 Tumefacción extraarticular.
Ya culminada la observación de la rodilla se debe realizar una
palpación por todo el trayecto de la rodilla, para identificar cuáles son
las zonas de mayor sensibilidad.
La prueba funcional por excelencia se debe ejecutar de la siguiente
forma:
Se debe posicionar al paciente sobre la camilla en supino,
posteriormente en el MMI afectado se debe poner la rodilla en 30° de
semiflexión, poner un apoyo sobre la porción distal del cuádriceps
justo antes de que inicie el tendón rotuliano, por encima de la rótula
y el otro apoyo debe ser sobre la superficie distal de la articulación
tibioperonea, se debe tener en cuenta que durante la evaluación el
muslo no debe rotar, y la fuerza se debe aplicar en el segundo apoyo
a dirección lateral.

• La lesión se clasifica en grados:


Grado 1: en este caso podemos encontrar que el paciente no reporta
una sensibilidad aumentada, y que el desplazamiento de la rodilla no
es notoriamente aumentado, en contraste con la otra rodilla.
Grado 2: en este caso hay un aumento de la sensibilidad que reporta
el paciente, y el desplazamiento aumenta notoriamente
manteniéndose en un intervalo de 5-10 mm
Grado 3: hay una alteración completa de ligamento, y el
desplazamiento se torna abrupto estando por encima de los 10°.

2. LESION DE LIGAMENTO COLATERAL LATERAL:

• Mecanismo de lesión:
En este caso se debe tener en cuenta que la ruptura se puede dar por
un traumatismo que a diferencia del ligamento colateral medial la
fuerza se dirige hacia lateral, la zona donde se debe dar el
traumatismo para generar el fallo del ligamento es por encima del
cóndilo lateral del fémur; también puede darse por una sobrecarga
del ligamento que se presentan mayormente en varo en este caso la
lesión es de tipo mecánica.
• Diagnóstico y exploración: en este caso se debe tener en cuenta
que nuevamente el ligamento es extraarticular por lo tanto se
necesitan identificar los siguientes signos:
Contusión lateral en la rodilla.
Desgarro del menisco lateral.
Luxación completa o subluxación de la rodilla.
Tumefacción extraarticular.
Ya culminada la observación de la rodilla se debe realizar una
palpación por todo el trayecto del ligamento, para identificar cuáles
son las zonas de mayor sensibilidad.
Al terminar la observación y la palpación, se debe proseguir a realizar
la prueba de varo forzada.
Inicialmente se debe posicionar al paciente sobre una camilla y
dejarlo en supino, donde posteriormente se debe posicionar el MMI
a 30° de semiflexión, en este caso los apoyos del terapeuta se
posicionan de forma similar a los del colateral medial, la diferencia
es que la fuerza o presión se debe dirigir hacia lateral, para poder
evidenciar un varo de la rodilla afectada.

• La lesión se clasifica en grados:


Grado 1: en este caso podemos encontrar que el paciente no reporta
una sensibilidad aumentada, y que el desplazamiento de la rodilla no
es notoriamente aumentado, en contraste con la otra rodilla.
Grado 2: en este caso hay un aumento de la sensibilidad que reporta
el paciente, y el desplazamiento aumenta notoriamente
manteniéndose en un intervalo de 5-10 mm
Grado 3: hay una alteración completa de ligamento, y el
desplazamiento se torna abrupto estando por encima de los 10°.

3. LESIONES DE MENISCO EN LAS RODILLAS:


• Mecanismo de lesión:
En este caso hay que tener en cuenta que los meniscos son las
estructuras intraarticulares de la rodilla que por excelencia aportan en
la disminución de las cargas que generan tracción en la rodilla, es
necesario entender que anatómicamente tiene dos cuernos uno
anterior y uno posterior, también se debe tener en cuenta que en
contraste el menisco medial es menos móvil que el lateral, y por esto
es más propenso a las lesiones por sobrecarga.
En este caso es necesario saber que el menisco no se fractura ni se
esguinza, este tejido es propenso a sufrir desgarros, los cuales son
causados por patrones combinados de movimiento donde están
implícitos la flexión y la extensión sobreimpuesta, a las rotaciones,
las lesiones meniscales se dan cuando el pie entra en contacto con el
suelo y la tibia no es capaz de soportar una fuerza excesiva de torsión
generada por el fémur.
En este caso es necesario saber que los tejidos al lesionarse pueden
hacerlo de forma conjunta con estructuras adyacentes, por eso se
recomienda al terapeuta recomendar al paciente que se realice
pruebas diagnósticas más exactas como:
Resonancias magnéticas.
Artroscopia de rodilla.
Lesiones, pueden ser de tipo:
Asa de balde.
Longitudinal.
Horizontal.
Vertical.
Radial.
Oblicuo.
Complejo.

Pruebas para diagnosticar su lesión.

Maniobra de la compresión lateral:


Esta prueba consiste o está compuesta por tres pasos, donde se debe
tener en cuenta que se buscara generar un pellizco o pellizcamiento
del menisco medial, en este caso el paciente debe reportar una
sensación dolorosa, el terapeuta debe relacionar esta sensación con
una posible lesión del menisco lateral.
Pasos para seguir:
Inicialmente el terapeuta debe posicionar el MMI en una extensión
completa, para posteriormente realizar dos agarres, uno debe ser
sobre la porción interna y proximal de la tibia y el segundo sobre la
porción lateral distal del basto lateral del cuádriceps por encima de
los cóndilos del fémur, al completar el óptimo posicionamiento se
debe llevar la rodilla en abducción.
Se debe valorar como positivo si el paciente reporta dolor al aplicar
todo el proceso.

Prueba de Childress:
En este caso la prueba se debe ejecutar de la siguiente forma,
inicialmente se debe pedir al paciente que realice la marcha con
patrón de pato donde este debe realizarlo estando en cuclillas, en este
caso se deben presentar los siguientes síntomas:
Dolor en la línea interarticular del menisco que presente compromiso.
Se debe tener en cuenta que este ejercicio genera un dolor normal en
la articulación patelofemoral, el cual no puede ser relacionado con
una lesión meniscal.

4. LESION DEL TEJIDO CONDRAL DE LA RODILLA.


MECANISMO DE LESION:
En este caso es necesario tener en cuenta que el tejido condral se
lesiona en la mayoría de los casos por procesos de desgaste o
degenerativos, pueden aparecer por diversas razones, pueden ser por
desalineamientos patelares, afecciones en el ángulo Q, un desbalance
mecánico entre los músculos mediales y laterales que aportan en la
estabilización de la patela (en estos casos los músculos que pueden
jugar un papel de mayor importancia son el basto medial y el lateral),
al haber debilidad en alguno de estos dos músculos se genera una
fricción o rozamiento entre los cóndilos femorales y el cartílago
patelar, ese patrón se da en un movimiento de S.
SIGNO DE FRUND: ayuda en la detección de la condromalacia
rotuliana, para esta prueba el paciente está en sedente mientras el
examinador percute o golpea la rótula desde diferentes grados de
flexión rotuliana, una prueba positiva cuando aparece dolor.
PRUEBA DE INCLINACIÓN ROTULIANA PASIVA: útil para la
evaluación de la condromalacia rotuliana, para esta prueba el
paciente está en posición supina con las piernas. Extensión relajada,
el examinador procede a levanta el ex remo lateral de la rótula fuera
del cóndilo lateral femoral mientras mantiene la rótula fuera del
cóndilo lateral femoral mientras se mantiene la rótula dentro de la
corredera troclear del fémur, se mide el ángulo entre la línea
transversa que cruza la rótula lateral y medial y una línea paralela a
la camilla, un ángulo normal es de 15º a pesar de que puede llegar a
ser de 5º menos en los hombres en comparación de las mujeres, los
pacientes que tengan ángulos menores son susceptibles a padecer de
condromalacia.
Flujogramas:
1. Los dolores en su rodilla aparecieron por un trauma:
a. Si.
b. No.

2. En el caso de ser un sí:


a. ¿Como es el dolor?
b. ¿Tiene algún antecedente familiar, relacionado con enfermedades
reumáticas o artríticas?
c. ¿consumió o consume AIENES?
d. ¿practica deporte o practico deporte?
3. En el caso de ser un sí:
a. Como fue el mecanismo de lesión (¡¡tener en cuenta!! se debe
escuchar al paciente en todo momento).
b. Se debe tener en cuenta el mecanismo de lesión para inferir que
estructuras podrían haber quedado afectadas.

4. Al proceder por un si se deben tener en cuenta los siguientes


mecanismos de lesión:
4.1. ¿el traumatismo se da en la zona medial o lateral de la
rodilla, se da soportando carga (llevándolo a padecer de un
mecanismo de torsión)?
a. Si.
b. No.
c. En el caso de ser un sí: se debe inferir por la lesión de uno de los
dos ligamentos colaterales tanto medial como lateral, puede conllevar
también a una lesión meniscal.
4.2. ¿el traumatismo se dio por un golpe en la zona anterior del
complejo articular de la rodilla, o en la zona anterior de la tibia, este
género una hiperextensión, o la lesión se da en la posición
mencionada?
a. Si.
b. No.
c. En el caso de ser un si se sumo alguno de los siguientes factores
de movimiento: rotaciones, hiperextensión con rotación, el trauma se
dio con la rodilla hacia varo o hacia valgo.
d. En el caso de que se de un si y se sumen los factores ya
mencionados se debe sospechar de una lesión sobre las siguientes
estructuras:
Ligamento cruzado posterior.
Ligamento cruzado anterior.
Ligamentos colaterales.
Ligamentos poplíteos.
Lesión meniscal tanto medial como lateral.
Si el mecanismo tuvo factores mixtos puede conllevar a una triada
triste.

1.1. En el caso de ser un dolor insidioso:


Se debe tener en cuenta en que rango de edad se encuentra el
paciente:
12-18.
18-30.
30-50.
50-55.
Teniendo en cuenta lo ya mencionado se debe proceder a identificar
los siguientes factores:

1.2. ¿presenta dolor?


a. Si.
b. No.
c. En el caso de ser un si se debe tener en cuenta lo siguiente: hay
hinchazón en alguna zona de la rodilla, tumefacción o tumoración en
alguna zona.

1.3. ¿presenta dolor a la palpación? (si/no), terapeuta procede


a reconocimiento anatómico o evaluación de fuerza.
a. Afección articular.
b. Debilidad muscular.
c. Aumento de la temperatura en la zona.
d. Disminución del volumen muscular (atrofia por afecciones
condrales, reumáticas o artríticas).
e. Aumento del volumen o contorno de la rodilla (hidrartrosis,
hemartrosis, piartrosis).
f. Disminución de los rangos de movimiento.
g. Deformidades

1.4. En el caso de que alguno de los puntos anteriores de


resultados positivos se deben tener indicios de las siguientes
afecciones:
a. Condromalacia.
b. Osteoartrosis disecante.
c. Bursitis de rodilla.
d. Una solicitud marcada de las cadenas musculares que pueden
influir sobre el optimo funcionamiento de la rodilla.
e. Nódulos por debajo de la piel.
Disfunción articular de la rodilla:
1. En esta primera instancia se deben tener en cuenta los datos
sociodemográficos del paciente:
a) Nombre.
b) documento de identidad.
c) entorno familiar.
d) religión.
e) rol familiar.
f) ocupación.
g) fecha de nacimiento.
h) Genero.
i) Lateralidad.
j) Teléfono.
k) teléfono de parentesco.
l) estado civil.
m) EPS.
n) domicilio.
2. Teniendo en cuenta los datos sociodemográficos se debe indagar
a profundidad cual es el rol laboral del paciente, para así poder
identificar agentes externos o internos que puedan estar afectando el
estado óptimo del paciente.
a) Puede haber diferencias claras, por ejemplo, si mi paciente reporta
ser un deportista profesional o un hombre que trabaja como obrero
podemos estar enfrentándonos a procesos degenerativos, por mal
cuidado muscular o por desórdenes posturales.
3. Teniendo en cuenta lo anterior nuevamente se debe profundizar en
los aspectos personales del paciente; donde se entrará a indagar los
siguientes aspectos:
Practica actividad física.
Cuáles son sus pasatiempos.
Hábitos alimenticios.
Consumo de corticoides o AINES.
4. Seguido a esto se deben hacer una revisión en las pruebas
diagnósticas que pueda tener el paciente, para así arrojar como
resultados las hipótesis acerca del estado del paciente.
5. A pesar de ser un paso fuera de lo que dicta la apta se puede pasar
a realizar una revisión por sistemas, para lograr observar si el
paciente presentar afecciones en los tejidos:
Integumentario.
Musculoesquelético.
Nerviosos.

Aplicación de Buerguer Allen con crioterapia en paciente con


neuropatía diabética:
 Se debe tener en cuenta que hay una afección en la circulación
periférica a causa de la patología.
 Aplicando la técnica hubo una optimización del 75% de la
cicatrización de la ulceras y la perfusión sanguínea periférica en los
pacientes.
 Se debe tener en cuenta que al aplicar la técnica se aumenta la presión
de las arterias pedias, y también se aumenta el flujo lo que genera una
optimización de la oxigenación y la perfusión.
 En este caso también hay beneficios sobre el dolor y la inflamación
que presentan los pacientes.
Teniendo en cuenta que el paciente tendrá una reducción de la fuerza
de forma notoria debido a la incapacidad que tiene que sobre llevar
previa a la lesión que debe ser por lo menos de tres meses para que
los procesos inflamatorios y la presencia del edema causado por la
lesión desaparezcan completamente realizaría un trabajo conjunto de
la siguiente manera:

Proporción del trabajo: teniendo en cuenta que el paciente es un


deportista profesional necesitamos que obtenga resultados óptimos
en el menor tiempo posible, por lo que recomendaría trabajaría 5
veces por semana, descansando dos días a la semana, y dos veces al
día fraccionando el ejercicio de la siguiente forma.

Trabajo recomendado en la 3 semana: teniendo en cuenta que el


paciente aun se encuentra en una etapa muy pronta para realizar
cargas altas o elevadas emplearías el uso de therabands y la
movilización pasiva de la articulación y también el estiramiento
pasivo de los grupos musculares de flexión de rodilla, extensión de
rodilla, flexión de cadera, extensión de cadera, flexión plantar,
extensión plantar, tenido en cuenta que el paciente tendrá una
disminución de la fuerza de los MMII orientaría el trabajo a la
ganancia de resistencia muscular, la resistencia que prescribiría en
los therbands seria moderada, buscaría que el paciente realice
movimientos de un 60 % de los movimientos de extensión y flexión
de la rodilla usando de forma inicial su propio peso corporal, para
posteriormente aplicar las dos resistencias mas leves de los
therabands que vendrían a ser el amarillo y el rojo, trabajando en una
cadena cinética cerrada (le prescribirá al paciente 3 series de 15
repeticiones con contracción concéntrica, sin alcanzar los máximo
rangos de movimiento de la rodilla), posicionaría al paciente en
posición sedente y le diría que descansara de 2 minutos.

Trabajo recomendado durante la 4 semana de recuperación: en la


primera sesión del día trataría de realizar un fortalecimiento
(trabajando la resistencia) orientado a la musculatura del medio
inferior por medio de un ejercicio isocinético en tanque de marcha
donde tendría en cuenta un ritmo moderado que este orientado
principalmente a rehabilitar la marcha, dependiendo del dolor y el
reporte que el paciente me brinde podría aumentar ligeramente la
duración en la que permanece en esta modalidad para así favorecer
la musculatura ya mencionada, sin aumentar la velocidad, para no
generar una tensión y esfuerzo excesivo sobre el tejido (trabajaría por
intervalos de 15 minutos 3 series) entre cada ejercicio pondría al
paciente a realizar ejercicios isométricos orientados a la musculatura
abdominal y del Core del paciente, favoreciendo la rehabilitación del
balance, la propiocepción y el equilibrio del paciente (realizando 4
series de 1 minuto sosteniendo la contracción muscular); teniendo en
cuenta la segunda sesión del día le prescribiría al paciente
hidroterapia y ahí recomendaría trabajos de tipo concéntrico con su
propio peso corporal donde buscaría trabajar la musculatura flexora
de cadera, extensora de cadera, flexora de rodilla, extensora de
rodilla, plantar flexora y flexora dorsal (el trabajo lo orientaría a la
ganancia de resistencia muscular trabajando 5 series de 20
repeticiones por cada grupo muscular, le prescribiría un descanso de
2-3 minutos entre cada serie para que el tejido no se fatigue)
dependiendo de lo que me reporte el paciente posterior a la sesión
podría realizar una disminución de las repeticiones que se tiene
previstas; para culminar ambas sesiones realizaría movilizaciones
pasivas de la articulación de la rodilla teniendo en cuneta en todo
momento lo que me reporta el paciente, y realizaría un estiramiento
pasivo de todos los grupos musculares ya mencionados
anteriormente.