Está en la página 1de 201

Nociones de Física Electricidad y Magnetismo

Versión actual – 22 de julio de 2018

Omar Ortiz Diaz


omar.ortiz2@unisabana.edu.co
Facultad de Ingeniería
Universidad de La Sababa, Chía, Colombia

Notas de Clase
Curso de Física Electricidad y Magnetismo
Universidad de La Sabana
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Prólogo

El presente texto es un borrador de libro para los estudiantes de Física Electricidad y Magnetismo. No pretende
remplazar textos tradicionales de Física Universitaria, que aparecen en la bibliografía, a los cuales deben acudir
los estudiantes para complementar el contenido del curso. El propósito es presentar los temas de manera que
se ajusten al carácter teórico práctico del curso y al orden que se desarrolla el curso.
El primer capítulo se trata de una presentación muy corta de las propiedades de la carga eléctrica como res-
ponsable de la interacción electrostática. Se estudian ejemplos de utilización de la ley de Coulomb para resolver
problemas de interacción entre cargas puntuales. La ampliación del tema a distribuciones continuas de carga
se realiza en el capítulo 2, al introducir el concepto de campo eléctrico y mostrar cómo se cálcula para algunas
distribuciones contínuas de carga.
Se invita a los estudiantes a seguirlo y realizar los ejemplos con detalle y trabajar los ejercicios de final de
cada capítulo. El autor agredecerá las sugerencias sobre asuntos por mejorar, errores, inconsistencias; esto
contribuirá a mejorar la versión de las notas.

Bogotá, 2018. E L AUTOR


Apuntes personales
Derechos reservados © 2016 Curso de Física Electricidad y Magnetismo

Edición actual, 22 de julio de 2018


Í NDICE GENERAL

Prológo II

1 C ARGA ELÉCTRICA Y LEY DE C OULOMB PÁGINA 3


1.1 Carga eléctrica y propiedades 4

1.2 Conductores y aislantes 9

1.3 Ley de Coulomb 13


Fuerza debida a distribución discreta de cargas 15 • Fuerza de un dipolo eléctrico 19

Ejercicios 20

2 C AMPO ELÉCTRICO PÁGINA 27


2.1 El campo electrostático 27

2.2 Campo eléctrico debido a distribución continua de carga 28


Densidad lineal de carga 29 • Densidad superficial de carga 30 • Densidad volumétrica de carga 30

2.3 Campo electrostático uniforme 38

Ejercicios 42

3 F LUJO ELÉCTRICO Y LEY DE G AUSS PÁGINA 47


Ejercicios 47

4 E NERGÍA POTENCIAL Y POTENCIAL ELECTROSTÁTICO PÁGINA 53

5 C ONDENSADORES Y DIELÉCTRICOS PÁGINA 61


Ejercicios 63
VI

6 C ARGAS EN MOVIMIENTO : CORRIENTE ELÉCTRICA PÁGINA 71


6.1 Principales mecanismos de transporte de cargas 73
6.2 Modelo microscópico de la conducción 75
6.3 Densidad de corriente 76
Principio de conservación de la carga eléctrica 78 • Conductividad eléctrica y ley de Ohm 78 • Ley de Ohm para un alambre
conductor 80 • Disipación de potencia 82
6.4 Leyes básicas de los circuitos 82
Ley de Kirchhoff de las mallas 82 • Ley de Kirchhoff de los nodos 84
6.5 Circuito resistencia-condensador en serie 89
Carga del condensador 89 • Descarga del condensador 90
Ejercicios 92

7 C AMPO MAGNÉTICO PÁGINA 103


7.1 Ley de Biot-Savart 103
Campo magnético de un alambre recto infinito 105
7.2 Flujo magnético y “ley de Gauss del magnetismo” 111
7.3 Ley de Ampère 112
7.4 Ecuaciones de Maxwell para campos estáticos 112
Ejercicios 114

8 F UERZA MAGNÉTICA PÁGINA 119


8.1 Fuerza sobre una carga en movimiento 119
Fuerza de Lorentz 121
8.2 Fuerza sobre elementos de corriente 123
8.3 Fuerza entre elementos de corriente 123
8.4 Torque sobre una espira, debido a fuerza magnética 124
8.5 Momento magnético y magnetización 127
8.6 Clasificación de los materiales, según su respuesta magnética 130
8.7 Ejercicios 131

9 I NDUCCIÓN ELECTROMAGNÉTICA Y ECUACIONES DE M AXWELL PÁGINA 135


9.1 Ley de inducción de Faraday 135
La ley de Lenz 140
9.2 Inducción electromagnética y energía 144
Generadores de corriente 146
9.3 Inducción electromagnética y campo eléctrico 148
9.4 Corrientes parásitas o corrientes de Eddy 151
9.5 Ley de inducción de Ampère-Maxwell 152
9.6 Ecuaciones de Maxwell 155
9.7 Observación final 155
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 1

10 O NDAS ELECTROMAGNÉTICAS Y PROPAGACIÓN PÁGINA 161


10.1 Ecuación de onda electromagnética 161
10.2 Solución armónica de la ecuación de onda electromagnética 163
10.3 Generación de ondas electromagnéticas 166
10.4 El espectro electromagnético o “arco iris de Maxwell” 168
Ondas de radiofrecuencia169 • Microondas170 • Infrarrojo170 • Luz o parte visible del espectro171 • Ultravioleta172 • Rayos
X 173 • Rayos gamma 173
10.5 Trasporte de energía por las ondas electromagnéticas 174
Presión de la radiación 176
10.6 Propiedades de materiales y aplicaciones de ondas electromagnéticas (complemento opcional) 177
Transmitancia 177 • Índice de refracción 178 • Dispersión 179 • Gradiente de índice de refracción 179 • Elección de materiales
179
Ejercicios 182
Bibliografía 189
Soluciones del Capítulo 1 191
Soluciones del Capítulo 2 191
Soluciones del Capítulo 3 191
Soluciones del Capítulo 4 192
Soluciones del Capítulo 5 192
Soluciones del Capítulo 6 193
Soluciones del Capítulo 7 193
Soluciones del Capítulo 8 193
Soluciones del Capítulo 9 193
Soluciones del Capítulo 10 194
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 1
Carga eléctrica y ley de Coulomb

Metas de aprendizaje

Al finalizar el capítulo se espera que el estudiante:

Aplique la fenomenología de la electrostática a la solución de situaciones donde es necesario diferenciar los


tipos de carga eléctrica y el uso del concepto de polarización de la materia y el de cargas inducidas.

Calcular (como vector en 3D) la fuerza sobre una carga eléctrica, debida a una distribución discreta de cargas
puntuales.

Analizar el movimiento de una partícula cargada, de masa y carga dadas, sometida a una fuerza electrostá-
tica.

Existen cuatro interacciones fundamentales entre partículas, cada una asociada a una propiedad de la materia y ocurren
por la intervención de partículas mediadoras, llamadas bosones. La más familiar de las interacciones es la gravitacional que
se manifiesta entre partículas que poseen como propiedad intrínseca, la masa o inercia; se ha propuesto como partícula
mediadora al gravitón. La fuerza o interacción gravitacional en primera instancia tiene alcance infinito y es la que domina
en las interacciones entre objetos de gran masa como planetas, estrellas y galaxias, entre otros.
Las interacciones nucleares son de alcance muy corto del orden de 10−15 m y 10−18 m; la interacción nuclear fuerte, responsa-
ble de mantener unidos a los protones dentro del núcleo atómico es mediada por los llamados gluones; la interacción nuclear
débil, responsable de procesos radiactivos es mediada por bosones llamados W ± y Z 0 .

La interacción electromagnética ocurre debido a la propiedad intrínseca de la materia conocida como carga eléctrica,
es de alcance infinito y está mediada por partículas de luz o fotones.

Aunque estamos más familiarizados con la interacción gravitacional, la electromagnética es en realidad la más importante
para la mayoría de procesos que hacen posible la vida en el planeta y está involucrada en casi todos los desarrollos tecnoló-
gicos que facilitan la actividad humana en la época actual.
Los protones y neutrones están formados por quarks, mediante interacciones nucleares, las cuales también son responsables
de que los neutrones y protones se unan en una forma de materia estable, el núcleo atómico. Una entidad superior, el átomo,
se forma cuando un núcleo interactúa electromagnéticamente con un conjunto de electrones. Los átomos se unen median-
4 Carga eléctrica y ley de Coulomb

te interacciones electromagnéticas para formar moléculas, lo que da lugar a las diferentes manifestaciones de la materia
observadas en la naturaleza.

1.1 Carga eléctrica y propiedades

La propiedad de las partículas asociada con la interacción electromagnética es la carga eléctrica, de la cual se tenía evidencia
desde tiempos remotos por la observación de ciertos fenómenos que ocurren al frotar diferentes parejas de objetos. Los
experimentos más sencillos muestran que después de frotar un objeto como un globo o una barra de caucho, adquiere la
propiedad de atraer pequeños trozos de papel. Se dice que el objeto al ser frotado se electrifica o se carga eléctricamente.
En experimentos típicos de electrostática, se frota una barra de hule con piel y una barra de vidrio con seda, al colocar las
barras suspendidas por hilos delgados una cerca a la otra, como en la figura 1.1, se observa que las barras se atraen. Dos
barras de hule se repelen; dos barras de vidrio se repelen. Adicionalmente, objetos frotados que son atraídos por la barra de
hule, son repelidos por la de vidrio; objetos que son atraídos por la barra de vidrio son repelidos por la de hule; objetos que
son repelidos por cualquiera de las barras frotadas es atraído por la otra barra. Vale la pena anotar que las barras que no han
sido frotadas no experimentan ni atracción ni repulsión.

Tipos de carga

Las observaciones, además de evidenciar la existencia de la propiedad que se llamó carga eléctrica, mostraron que no
existía un solo tipo de carga. Se proponían experimentos mentales para predecir lo que ocurriría si existieran más de
dos tipos de carga, pero nada de lo predicho se observó en experimentos reales. Entonces, no quedó más remedio que
aceptar como postulados la existencia de dos tipos de carga eléctrica y la regla según la cual cargas del mismo tipo
se repelen y carcas de tipo diferente se atraen. Benjamín Franklin llamó positivas y negativas a las dos variedades de
carga en el siglo XVIII.

Figura 1.1: Representación esquemática de experimento típico de electrostática. Dos barras que no tienen carga eléctri-
ca no experimentan fuerza; dos barras con cargas del mismo signo se repelen; dos barras con cargas de diferente tipo se
atraen. Imagen número 15800995, adquirida de vectorstock.com. https://www.vectorstock.com/royalty-free-vector/
the-interaction-of-charged-bodies-vector-15800995
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 5

Desde la época de Franklin a la carga de la barra de vidrio frotada se le llamó positiva y a la de hule se le llamó negativa. Por
consiguiente, los objetos cargados repelidos por la varilla de vidrio cargada están electrificados positivamente y los que son
atraídos por ella tienen carga negativa.

Figura 1.2: Representación esquemática de experimento con electroscopio. Imagen de PASCO [2].

La evidencia experimental ha elevado la carga eléctrica a la categoría de propiedad fundamental de la materia con atributos
propios. Una muestra de ello lo constituyen los experimentos realizados con un electroscopio, como el de la figura 1.2. Este
aparato consiste en una barra metálica con una esfera metálica en la parte superior y otra barra unida mediante un eje, de
manera que pueda girar libremente. Si un objeto previamente cargado toca a la esfera del electroscopio, las barras se separan
porque se transfiere carga del mismo tipo, desde el objeto cargado. Al retirar el objeto cargado, la barra libre permanece
separada como evidencia de que el electroscopio está cargado.
El punto clave es que la rotación de la barra indica la presencia de carga eléctrica; si aumenta la carga, el ángulo es mayor.
Si el electroscopio está cargado y, por tanto la segunda barra separada de la barra fija, al acercar otro objeto con el mismo
tipo de carga, las barras se separan aún más. Entonces, el electroscopio sirve como aparato para comparar la magnitud de la
carga adquirida por diferentes objetos
Como aplicación de esta propiedad del electroscopio, se han realizado numerosos experimentos. Por ejemplo, si se acerca
un objeto cargado se mide una separación S 1 ; se separa el objeto y se acerca un segundo objeto cargado, que produce una
separación S 2 . Cuando se acercan los dos objetos al mismo tiempo, la separación es S = S 1 + S 2 . Estas observaciones propor-
cionaron indicios de que la carga eléctrica cumplía con uno de los requisitos para ser considerada una magnitud física: se
pueden sumar cargas eléctricas.

La carga como cantidad aditiva

Al acercar dos objetos cargados al electroscopio se observa que la separación de la barra es S = S 1 + S 2 , sin importar si
los objetos tienen cargas de signos iguales o contrarios. Si el objeto 1 tiene carga positiva y el 2 negativa, la separación
es S = S 1 − S 2 , como si las cargas se hubiesen restado. Más aún, si los dos objetos tienen cargas de la misma magni-
tud pero signo contrario, producen individualmente separaciones iguales pero en un caso hay aumento y en el otro
disminución de la separación. Al acercarlos al tiempo, producen S = 0, como evidencia de que el conjunto de los dos
objetos es eléctricamente neutro.

Lo anterior significa simplemente que las cargas eléctricas se pueden sumar, es decir que si el objeto 1 tiene carga Q 1 y el
objeto 2 tiene carga Q 2 , el sistema objeto 1 más objeto 2 tiene carga neta Q = Q 1 + Q 2 . La carga eléctrica tiene magnitud, se
puede representar con un símbolo, como de hecho se hace al representarla con las letras q ó Q. Además tiene unidades.
6 Carga eléctrica y ley de Coulomb

Unidades de la carga.

Como la carga es una cantidad física tiene su unidad en el sistema internacional, el coulomb, que se simboliza con la
letra C; son de uso muy común submúltiplos de esta unidad, como el micro coulomb, simbolizado µC = 10−6 C y el
nano coulomb simbolizado por nC = 10−9 C. Se ha convenido en que la carga eléctrica de los electrones es negativa y
la de los protones positiva; su valor absoluto es 1.6 × 10−19 C y se simboliza con la letra e.

Cuando un objeto pierde electrones queda con exceso de carga de tipo positivo o electrificado positivamente, en tanto que
al tener exceso de electrones tiene carga negativa. La materia ordinaria por lo general tiene igual cantidad de electrones que
protones por lo que es eléctricamente neutra, pero esa neutralidad de carga de un objeto puede desaparecer al frotarlo con
otro objeto. Por el frotamiento se suministra energía suficiente para que uno de los objetos pierda o ceda electrones, que
pasan al otro material. Es importante advertir que en este tipo de proceso no hay creación de cargas eléctricas en los dos
objetos; simplemente hay una transferencia de carga, de manera que la carga neta no cambia. Esta es una propiedad de la
carga eléctrica:

Conservación de la carga eléctrica:

es un hecho probado que en un sistema aislado, en el que no se permite salida ni entrada de partículas cargadas, la
carga eléctrica se mantiene constante, es decir, en ese sistema no se crean ni se aniquilan cargas eléctricas. La suma
algebraica de cargas positivas y negativas presentes en el sistema aislado nunca cambia. Pueden ocurrir redistribu-
ciones locales de carga en algunas partes del sistema, pero al sumar la carga neta siempre tendrá el mismo valor.

En otras palabras, cuando dos objetos inicialmente neutros son frotados y se electrifican o resultan cargados, no se crea carga
por fricción; simplemente un objeto pierde electrones y queda eléctricamente positivo, mientras el otro objeto al recibir los
electrones transferidos queda cargado negativamente. Lo importante es que al sumar el exceso de carga positiva del primero
con el exceso de carga negativa del segundo, la carga resultante es cero.

El objeto, inicialmente neutro, que recibe electrones adquiere un exceso de carga −q, mientras el objeto, también
inicialmente neutro, que ha cedido los electrones queda con un exceso de carga +q y la carga neta de los dos objetos
es q − q = 0; se mantiene la neutralidad de carga.

Este principio de conservación de la carga eléctrica se verifica aún en algunos procesos de interacción de radiación con la
materia en los cuales se crean partículas cargadas. No obstante, esas partículas van acompañadas por antipartículas de carga
opuesta, de manera que la carga total sigue siendo cero, con lo que se conserva, además del momento lineal, la carga eléctri-
ca. En la figura 1.3 se muestra de manera esquemática un proceso de creación de un electrón y su antipartícula, el positrón.
Sobre una muestra de un gas, eléctricamente neutro, incide radiación gamma; en el proceso se crean las dos partículas que
tienen cargas e y −e, de manera que al final la carga neta es q = e − e = 0.

Cuantización de la carga eléctrica

Al comienzo del siglo XX, Millikan realizó un experimento histórico conocido como el experimento de la gota de aceite.
En esta experiencia, se medía la carga eléctrica de diferentes gotas de aceite en presencia de un campo eléctrico. Las
gotas eran introducidas por medio de un atomizador, de modo que al pasar por la boquilla se cargaban por efecto
de la fricción; esa carga adquirida era la que se medía. Los resultados mostraron que el valor de la carga siempre era
múltiplo entero de un valor elemental, que resulto ser igual a la magnitud de la carga del electrón. Actualmente se
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 7

radiación incidente la carga neta de


sobre gas neutro partı́cula y antipartı́cula
es cero

Gas Gas

e−
e+

Figura 1.3: Representación del proceso de creación de un par electrón–positrón.

acepta como propiedad de la carga eléctrica que siempre se presenta como múltiplo entero de la carga fundamental
e, es decir, la carga neta de un objeto se escribe como Q = Ne, donde N es un número entero y e = 1.602×10−19 C es la
carga fundamental. Esto se conoce como cuantización de la carga eléctrica y lo cumplen tanto cargas positiva como
negativas.

Este principio se ha verificado muchas veces y no existe evidencia conocida de su violación. Ni siquiera la predicción de la
cromodinámica cuántica, según la cual los quarks, constituyentes de los protones y neutrones, tienen cargas fraccionarias
± 13 e y ± 32 e, ha derrumbado este principio. Aunque se probó experimentalmente la existencia de los quarks, nunca se han
encontrado aislados; siempre aparecen en grupos de tres para formar partículas con carga cuantizada. Por ejemplo, hay un
quark denominado u con carga 23 e y otro, denominado d , con carga − 13 e, que pueden reunirse como: una combinación uud
para formar un protón con carga e o, como la combinación d d u para formar un neutrón con carga neta 0.

Advertencia

No es necesario que dos objetos tengan carga eléctrica para que experimenten fuerza de atracción o repulsión. Un
objeto con carga eléctrica puede ejercer o experimentar fuerza en presencia de un objeto neutro, como lo muestran
los experimentos de las figuras 1.4 y 1.5. Más aún, dos cuerpos neutros pueden interactuar si existen concentraciones
de cargas en diferentes partes. Esto será explorado en detalle más adelante.

En la figura 1.4 se muestra uno de los experimentos de electrostática. Un delgado chorro de agua cae libremente y se le acerca
un tubo de PVC que ha sido frotado previamente con la piel de una persona. El tubo, cargado eléctricamente atrae al chorro
de agua y lo desvía de su recorrido original, como se ve a la derecha de la figura. Noten que esto ocurre a pesar que el chorro
de agua es eléctricamente neutro.
La figura 1.5 muestra otra situación similar. Una bomba de piñata, que se ha cargado eléctricamente al frotarla con la piel
de una persona se acerca a un techo de madera, eléctricamente neutro. El resultado es que la bomba se adhiere al techo y
permanece pegada durante mucho tiempo.
8 Carga eléctrica y ley de Coulomb

Figura 1.4: Un delgado chorro de agua cae verticalmente en la parte izquierda. El mismo chorro en presencia de un tubo de PVC que se ha
frotado, es desviado de su trayectoria por efecto de fuerza electrostática, a pesar que el agua es eléctricamente neutra.

Figura 1.5: Una bomba o globo de piñata se frota con la piel de una persona y luego se acerca a un techo al cual permanece pegada por
más de una hora. Esto ocurre a pesar que la madera es eléctricamente neutra.

Nota de aplicación 1.1 La telaraña y la electrostática

Figura 1.6: Telaraña orbital. Imagen de asknature.org [3].


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 9

Algunas arañas construyen redes que se pueden aproximar a órbitas circulares, unidas por hilos distribuidos radial-
mente, como en la figura 1.6. Se cree que los hilos de la red son neutros o con una pequeña carga negativa. Ciertos
insectos como las abejas pueden adquirir carga positiva al batir sus alas en presencia del aire o al interactuar con re-
giones que tienen concentración de iones positivos. Si un insecto con carga positiva vuela cerca a la telaraña o se posa
sobre ella, las cargas opuestas interactúan y causan atracción inmediata, de modo que el insecto queda atrapado en
la red. Se ha observado, en experimentos controlados, que los insectos cargados eléctricamente o las gotas de agua al
pasar cerca a la red, causan una rápida deformación de los hilos, que al acercarse favorecen el contacto física y aumen-
tan la probabilidad de captura de la presa. Esto ha sugerido el desarrollo de métodos de capturar insectos y plagas en
jardines y granjas, sin tener que usar pesticidas nocivos. De esta historia pueden conocer más en la página de askna-
ture, en http://www.asknature.org/strategy/18562c4025b3ea6c0e8cddacdc29f24f y en artículo
de Ortega y Jimenez [4]. Además se puede observar el fenómeno en https://www.youtube.com/watch?v=
Lp61u3kFbfc

1.2 Conductores y aislantes

Los fenómenos de atracción observados entre objetos cargados en presencia de objetos neutros y aún entre neutros con neu-
tros, ameritan una explicación que se proporciona de manera sencilla en esta sección y será comprendida mejor al abordar
el capítulo 5. Además se mencionarán y explicarán otros fenómenos observados con materiales conductores.
En un elemento químico los electrones interactúan con el núcleo, que tiene carga positiva; además, experimentan repulsión
por la presencia de otros electrones. Por tanto, cada electrón experimenta una combinación de fuerzas repulsivas y atractivas,
de modo que no todos los electrones resultan ligados con igual intensidad a sus átomos. En algunos materiales como el
cobre, plata, oro y platino, los electrones que se encuentran en capas externas del átomo están unidos tan débilmente a sus
átomos que pueden moverse con relativa libertad por todo el material al cual pertenecen los átomos. Cuando un material
está compuesto por átomos con estas características, se llama conductor debido a que ese movimiento relativamente libre
de los electrones significa transporte de cargas.

Esa libertad de movimiento que tienen los electrones en un conductor implica que si el conductor tiene carga ne-
ta de cualquier signo, esta no se acumula en una región preferencial del material, por cuanto las cargas del mismo
signo al repelerse se distribuyen por el material conductor. Estos electrones del conductor, que no están ligados tan
fuertemente al material y, por tanto, participan en la conducción, se llaman electrones libres.

El cobre tiene 29 electrones y cuando este elemento es el componente de un material sólido, por cada átomo se mueve
libremente uno de esos electrones a través de todo el material. Los átomos sin ese electrón que viaja por el material, son
iones positivos con carga neta +e. Estos iones están organizados en un arreglo periódico, conocido como red cristalina. Es
decir, una pieza de cobre, cuando transporta carga es una red de iones positivos de cobre y una gran cantidad de electrones
en movimiento a través del material.

Existen otros materiales como la madera, el vidrio, el acrílico y el caucho, entre otros, que tienen sus electrones ligados
con mayor fuerza a sus átomos; se dice que estos electrones son electrones ligados en el sentido que no son libres de
moverse a través del material, por lo que no son adecuados para el transporte de carga eléctrica. Un material con estas
características se llama aislante.
10 Carga eléctrica y ley de Coulomb

Estas características de los conductores y aislantes hace que algunos procesos como el de carga sean diferentes. Por ejemplo,
una pareja de materiales pueden electrificarse o cargarse por frotamiento o fricción. Para hacerlo, cuando se frotan estos ma-
teriales, la energía suministrada hace que algunos electrones de uno de ellos puedan desprenderse del material y transferirse
al otro material si éste tiene facilidad de aceptar o recibir electrones. Este exceso de carga negativa en uno de los materiales
se acumula en una región cercana a la zona frotada; un exceso de carga positiva de igual magnitud se acumula cerca a la
zona frotada. En todo el proceso, la carga neta de los dos materiales se mantiene constante; si eran eléctricamente neutros
antes, al frotarlos las cargas se redistribuyen pero la suma será cero. En otras palabras, al frotar los materiales, uno de ellos
adquiere una carga Q 1 = −Ne y el otro Q 2 = Ne, pero Q 1 +Q 2 = 0.
Una propiedad importante de los materiales aislantes es que en presencia de cargas eléctricas sus electrones ligados no
tienen libertad de viajar por el material. Sin embargo, pueden desplazarse ligeramente de sus posiciones de equilibrio ha-
bituales, por lo cual la distribución de carga de cada molécula no es simétrica; tendrá regiones con concentración de carga
positiva separada de otra región con carga negativa.

Polarización de la materia

Esta separación local de cargas hace que se formen parejas de carga positiva y negativa, llamadas dipolos eléctricos.
La orientación de estos dipolos es tal que las cargas de sigo contrario a la del objeto cargado están más cerca de él y
las del mismo signo más separadas. En la figura 1.7 se muestra de manera simplificada esta separación local de cargas
en un material que está cerca a un objeto con carga negativa. El material se comportará como si la región cercana al
material tuviera carga positiva y la región opuesta tuviera carga negativa. Este fenómeno de separación de cargas y la
correspondiente inducción de dipolos eléctricos se llama polarización de la materia y se ampliará su descripción en
el capítulo 5.

Superficie de objeto cargado negativamente

Figura 1.7: Inducción de dipolos en un material aislante, por la presencia de un objeto con carga negativa. Las partes positivas son atraídas
hacia la superficie del objeto y se localizan más cerca; las negativas quedan más lejos por cuanto son repelidas por el objeto.

La polarización de la materia permite explicar de manera sencilla los fenómenos de atracción de objetos eléctricamente
neutros por objetos con carga eléctrica, bien sea positiva o negativa. Por ejemplo, el típico experimento de la infancia en el
cual se cortan trozos muy pequeños de papel a los cuales se acerca una peinilla, una barra de vidrio, una plástica o algún
objeto que se ha frotado. Los papelitos saltan y se pegan al objeto. Para explicarlo se puede usar el modelo sencillo de la
figura 1.7, donde el interior de cada papelito es polarizado por la presencia de un objeto cargado eléctricamente. Se forman
dipolos que se alinean de manera tal que su parte positiva queda más cerca del objeto cargado, en tanto que negativa está
más lejos. El efecto global se representa con el modelo de la figura 1.8, donde se han suprimido del dibujo los dipolos y se
representa el papelito como si la superficie cercana al objeto negativo se hubiera tornado positiva y la superficie opuesta
hubiera quedado negativa. Esto no es cierto pero es la manera de indicar el efecto colectivo de la separación de cargas.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 11

Al acercar la superficie negativa


al papelito, aislante, se separan cargas.
Las positivas son atraı́das al objeto
cargado negativamente. Las negativas
son repelidas.

Figura 1.8: La inducción de dipolos, por la presencia de un objeto con carga negativa hace que las partes positivas son atraídas hacia la
superficie del objeto; las negativas son repelidas por el objeto.

La atracción del papelito ocurre a pesar que es neutro, debido a esa distribución desigual de cargas. El objeto con carga
negativa atrae a la parte positiva de cada dipolo y repele a la negativa, por lo que la fuerza neta sobre el papel es la suma de
las fuerzas de atracción mas las repulsivas.

En la sección siguiente se verá que la magnitud de la fuerza entre dos objetos cargados disminuye con su separación;
es mayor cuando la distancia es menor. Entonces, ganará la fuerza sobre la región del papel que está más cerca del
objeto cargado, o sea, la suma de las fuerzas atractivas.

El experimento del globo de piñata que se pega al techo de madera se explica de la misma forma. La presencia de la superficie
cargada del globo ocasiona la formación de dipolos en la madera y la diferencia de distancia entre globo y partes cargadas
del dipolo trae como consecuencia que dominen las fuerzas atractivas. También la atracción de insectos cargados por parte
de la la telaraña se explicaría con este modelo aunque los hilos fueran neutros.
++
+ l l
l
+

l l l l l l
++ +++

+
l

l
+ + l l

Figura 1.9: Separación de cargas en una esfera conductora, por la presencia de un objeto con carga positiva. Las partes negativas son
atraídas hacia la superficie del objeto y se localizan más cerca; las positivas quedan más lejos por cuanto son repelidas por el objeto.

En la figura 1.9 se muestra lo que ocurre en el interior de una esfera conductora aislada cuando se le acerca un objeto previa-
mente cargado. Las cargas positivas del objeto atraen a las cargas negativas de la esfera, mientras las positivas son repelidas.

Una región del conductor queda con carga negativa y la otra con carga positiva. No se inducen dipolos a nivel atómico
o molecular como en el aislante. Cuando el objeto cargado se retire, las cargas se desplazan para buscar su pareja de
signo contrario.
12 Carga eléctrica y ley de Coulomb

+
+

+
+

+
+

+
+

+
+

+
+

+
++

++
l l l l l

+
+

+
l

+
+ +

+
l
+

+
++ ++

l l

++++

++++
l l l l

+
+

+
++ + ++ +
+++ +++

(a) (b)
+
+

(c) (d)
+
+
+

+
+

++

+ ++
+

++
+

+
+

+
+

+
+

++

+++++
++
++++

+ ++
+

+
+
+

+
+ +
++
+++ + + +++

Figura 1.10: Carga de una esfera conductora por inducción.

El desplazamiento de cargas en los materiales conductores se aprovecha para cargarlos mediante el mecanismo conocido
como carga por inducción, que se explica con ayuda de la figura 1.10. Una barra previamente cargada positivamente se acerca
a una esfera conductora aislada de la Tierra; se produce una separación de cargas similar a la de la figura 1.9, como se ve en
(a) de la figura 1.10. En (b) de la misma figura se observa lo que ocurre al conectar la esfera a tierra por medio de un alambre
conductor; las cargas negativas emigran a tierra mientras las positivas permanecen en el conductor. En (c) la conexión a tierra
se interrumpe para evitar un eventual paso de cargas. En (d) ya no aparece el objeto cargado por lo que las cargas positivas
en el conductor se repelen entre sí hasta que se distribuyen de manera uniforme sobre toda la superficie y allí permanecerán
por cuanto ya no existe la conexión a tierra.

Carga por inducción

De esta forma el conductor ha sido cargado por inducción; no hubo contacto entre el objeto y la esfera inicialmente
neutra; la cercanía de un objeto cargado induce separación de cargas y luego, mediante conexión a tierra, las cargas
de un signo se van a tierra. Entonces, al retirar la carga que indujo la separación, la esfera queda con carga eléctrica.
No se viola el principio de conservación de la carga porque el exceso de cargas de signo contrario se fueron a otro
lugar.

En el capítulo 4 se ampliará el tema de los conductores y sus propiedades cuando se encuentran en equilibrio electrostático.
Por ahora, vale la pena tener en cuenta algunas cosas de utilidad futura:
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 13

Si un objeto conductor cargado, con carga Q, se pone en contacto con otro conductor, la carga se redistribuye y
se reparte ente los dos conductores, de manera que al separarlos uno de ellos queda con carga final Q 1 y el otro
con carga final Q 2 . Se cumple el principio de conservación de la carga, de modo que Q = Q 1 +Q 2 .

Como caso particular de la situación anterior, si una esfera conductora de carga Q se pone en contacto con otra
esfera conductora neutra, del mismo radio, las dos quedarán con cargas Q/2. Casos diferentes se tratarán en el
capítulo 4.

1.3 Ley de Coulomb

Mediante una balanza electrostática, similar a la que se había usado para verificar la ley de gravitación, Coulomb encontró
la ley experimental que gobierna la interacción electrostática entre partículas cargadas:

la fuerza electrostática entre dos cargas eléctricas q 1 y q 2 actúa a lo largo de la línea que une las cargas, es inversamente
proporcional al cuadrado de su separación y su magnitud es directamente proporcional al producto de las cargas.
Además, la fuerza puede ser de atracción o repulsión, en contraposición a la fuerza gravitacional que siempre es
atractiva.

q1 q2

Figura 1.11: Cargas eléctricas separadas una distancia r .

Para las dos cargas puntuales q 1 y q 2 de la figura 1.11, separadas por una distancia r , la magnitud de la fuerza electrostática
que ejercen una sobre la otra está dada por
|q 1 q 2 |
F =k , (1.1)
r2

donde
2
k = 8.99 × 109 Nm
C2
(1.2)

es la constante de Coulomb.

Ejemplo 1.1

Según el modelo de Bohr, en un átomo de hidrógeno el protón y el neutrón están separados por una distancia media
de 5.3 × 10−11 m. La fuerza entre este par de partículas puede calcularse con ayuda de la ecuación (1.1) como

Nm2 (1.6 × 10−19 C)2


F = 8.99 × 109 = 8.2 × 10−8 N.
C2 (5.3 × 10−11 m)2

Este valor de fuerza puede parecer pequeño, pero si calculan la fuerza gravitacional entre este par de partículas, con
14 Carga eléctrica y ley de Coulomb

base en la ley de gravitación universal, pueden verificar que la interacción electrostática es ∼ 1039 veces mayor. Por
esta razón, en problemas que involucren partículas cargadas la interacción gravitacional se considera insignificante y
se ignora en los cálculos.

z
q1 r 10 = r0 − r1 q0
b b
rb10

r1
r0

x
Figura 1.12: Cargas eléctricas en las posiciones r 1 y r 0 .

En la ecuación (1.1) y en la figura 1.11 solo aparecen las cargas puntuales y su separación, pero no hay nada que indique de
manera precisa a la fuerza como vector. Para una descripción más completa se debe seleccionar una de las cargas como la
fuente de la fuerza y otra como la carga de prueba, es decir, la carga sobre la que se aplica la fuerza debida a la carga fuente.
En la figura 1.12 se ilustra la disposición de dos cargas puntuales q 1 y q 0 en un sistema de coordenadas cartesianas con origen
en O. Si se selecciona como carga fuente a q 1 , la fuerza que ejerce q 1 sobre la carga de prueba q 0 , se expresa
q1 q0
F 10 = k 2
rb10 , (1.3)
r 10

donde r 10 es la separación entre las cargas, que equivale a la magnitud del vector que va de la carga fuente a la carga de
prueba. A este vector se le simboliza como r 10 y se calcula, con base en la figura 1.12 como

r 10 = r 0 − r 1 .

Los vectores r 1 y r 0 describen las posiciones de las cargas q 1 y q 0 , respectivamente, respecto al origen O. Entonces, el vector
unitario rb10 , que apunta en la dirección de r 0 − r 1 , será

r0 − r1
rb10 = .
|r 0 − r 1 |

Por lo tanto, en cálculos de fuerzas donde se conocen las coordenadas de las cargas, la ecuación (1.3) puede escribirse de
forma más detallada, así
q1 q0 r0 − r1
F 10 = k 2
. (1.4)
|r 0 − r 1 | |r 0 − r 1 |
La ley de Coulomb, en la forma dada por la ecuación (1.3), resulta conveniente para describir el hecho de que la fuerza
electrostática puede ser repulsiva, para cargas del mismo tipo, o atractiva, para cargas de tipo contrario. En efecto, si las
cargas son del mismo tipo se escriben con el mismo signo en la ecuación (1.3), de modo que F 10 tiene el mismo sentido
del vector unitario rb10 ; la carga q 1 repele a la carga q 0 . En contraposición, si las cargas son de diferente tipo, tienen signos
contrarios en la ecuación (1.3) y la fuerza F 10 tiene sentido contrario al del vector unitario rb10 ; la carga q 1 atrae a la carga q 0 .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 15

Es muy importante prestar atención a la notación que se utiliza para los subíndices en F . El primer subíndice se utilizará
para señalar a la carga fuente, en tanto que el segundo para señalar a la carga de prueba. De manera análoga, para el vector
r 10 esta convención significa que se origina en el punto de ubicación de la carga fuente y termina en el punto donde está
localizada la carga de prueba.

1.3.1. Fuerza debida a distribución discreta de cargas

La fuerza de Coulomb, obedece el principio de superposición, estudiado en el primer curso de física. Es decir, si
estamos interesados en la fuerza que actúa sobre una carga de prueba q 0 que interactúa con otras N cargas puntuales,
la fuerza neta sobre esta carga es la suma vectorial, de todas las fuerzas individuales, ejercidas por cada una de las N
cargas.

Un conjunto de cargas puntuales se llama distribución discreta de cargas porque se pueden numerar o indexar como q 1 , q 2 ,
. . ., q i , . . ., q N . Entonces, la fuerza neta sobre la carga de prueba q 0 debida a una distribución discreta de N cargas, es

N
X
F = F 10 + F 20 + · · · + F i 0 + · · · + F N 0 ≡ Fi 0 .
i =1

Cada una de las fuerzas F i 0 se calcula con la ecuación (1.3) o con la (1.4), por lo que la fuerza neta sobre la carga de prueba
se escribe de manera compacta como

X N qi q0 N
X qi q0 r0 − ri
F= k 2 rbi 0 = k 2 |r − r |
. (1.5)
i =1 r i0 i0 |r 0 − r i | 0 i

Los vectores r i tienen el mismo significado que en la ecuación (1.3), es decir, representan la posición de cada una de las
cargas de la distribución.

y (m)

b
q0
2

r0 q1
1 b
r1
x (m)
1 2 3
Figura 1.13: Cargas eléctricas en las posiciones r 1 y r 0 para el ejemplo 1.3.1.

Ejemplo 1.2

Se tienen dos cargas puntuales: q 0 = −1.6 × 10−19 C, localizadas en las coordenadas (1, 2) m, q 1 = +3.2 × 10−19 C en
(2, 1) m. Se calculará la fuerza F 10 que ejerce la carga q 1 sobre la carga de prueba q 0 . Comenzamos por escribir, con
16 Carga eléctrica y ley de Coulomb

base en la figura 1.13, los vectores posición de las cargas:

r 0 = (b  ) m;
ı +2 b
r 1 = (2b  ) m.
ı+b

Entonces, el vector r 10 es

r 10 = r 0 − r 1 = (−b  ) m,
ı+b

su magnitud es
p p
r 10 = 1 + 1 m = 2 m.

Con estos datos en la ecuación (1.3), la fuerza sobre la carga de prueba es

Nm2 1.6 × 10−19 C × 3.2 × 10−19 C (−b


ı+b)m
F 10 = −8.99 × 109 2 2
p
C 2m 2m

de donde resulta

F 10 = 1.63 × 10−28 (b  ) N.
ı−b

Noten que esta fuerza tiene dirección de q 0 a q 1 , es decir es atractiva.

Ejemplo 1.3

Dadas las cargas q 0 = −1.6 × 10−19 C, localizada en las coordenadas (1, 2)m, q 1 = +3.2 × 10−19 C en (2, 1) m y q 3 =
−4.8 × 10−19 C en (3, 2) m. Encontraremos la fuerza neta sobre la carga de prueba ejercida por las otras dos cargas.
Las posiciones de las cargas son

r 0 = (b  ) m;
ı +2 b
r 1 = (2b  ) m;
ı+ b
r 2 = (3b  ) m.
ı +2 b

Entonces, los vectores de la carga de prueba relativos a las otras cargas son

r 10 = r 0 − r 1 = (−b  ) m;
ı+b
r 20 = r 0 − r 2 = (−2b
ı ) m,

sus magnitudes son


p
r 10 = 2 m; r 20 = 2 m.

La fuerza neta sobre la carga de prueba, según la ecuación (1.5) es

F = F 10 + F 20 .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 17

La fuerza F 10 se calculó en el ejemplo 1.3.1, por lo que

Nm2 1.6 × 10−19 C × 4.8 × 10−19 C (−2b


ı)m
F = 1.63 × 10−28 (b  ) N + 8.99 × 109
ı−b ,
C2 4 m2 2m
de donde

F = (1.63b
ı − 1.73b  ) × 10−28 N = (−0.1b
ı − 1.63 b  ) × 10−28 N.
ı − 1.63 b

Ejemplo 1.4

Hay una carga q 1 de 1.6×10−9 C, localizada en las coordenadas (−4, 2, −5) m; otra carga q 2 de −3.2×10−9 C, localizada
en las coordenadas (3, −5, −2) m; una carga de prueba q 0 de 9.6 × 10−9 C localizada en las coordenadas (4, −3, 5) m.
Determinen la fuerza neta sobre q 0 .

S OLUCIÓN : los vectores de la posición para cada una de las cargas, son

r 1 = −4b  − 5 k;
ı +2 b b

r 2 = 3b  − 2 k;
ı −5 b b

r 0 = 4b  + 5 k.
ı −3 b b

Con sus unidades en metros. Los vectores desde cada carga, hasta la carga de prueba son, también en metros

r 10 = 8b  + 10 k;
ı −5 b b

r 20 = b  + 7 k.
ı +2 b b

Las separaciones, en metros, de cada carga con la de prueba, son las magnitudes de estos vectores, o sea
p
r 10 = 189;
p
r 20 = 54.

Según la ley de Coulomb, la fuerza sobre la carga de prueba q 0 , debida a las cargas q 1 y q 2 está dada por

kq 1 q 0 kq 2 q 0
F = F 10 + F 20 = 3
r 10 + 3
r 20 .
r 10 r 20

Al remplazar la información recopilada, se tiene que la fuerza realizada por la carga q 1 es


2
9 × 109 Nm
C2
× 1.6 × 10−9 C × 9.6 × 10−9 C
F 10 = p (8b  + 10 k)
ı −5 b b m,
189 189 m3

de donde resulta

F 10 = (0.43b
ı − 0.27 b b × 10−9 N.
 + 0.53 k)

La fuerza que realiza la otra carga es


2
9 × 109 Nm
C2
× 3.2 × 10−9 C × 9.6 × 10−9 C
F 20 = − p (b  + 7 k)
ı +2 b b m,
54 54 m3
18 Carga eléctrica y ley de Coulomb

de donde resulta

F 20 = −(0.697b
ı + 1.39 b b × 10−9 N.
 + 4.88 k)

Entonces, al final tenemos que la fuerza neta sobre la carga de prueba es

ı − 1.66 b
(−0.27b b × 10−9 N
 − 4.35 k)

En algunos ejercicios que involucran cargas eléctricas los vectores unitarios a lo largo de la línea que une las cargas es evi-
dente y si se conoce su separación, el problema se resuelve al aplicar la ecuación (1.1) con un poco de sentido común, como
se verá en el ejemplo que sigue
2
A √ cm B
3
b b

1 cm

C
Figura 1.14: Cargas eléctricas para el ejemplo 1.3.1.

Ejemplo 1.5

Tres pequeñas esferas igualmente cargadas están dispuestas como en la figura 1.14. Supongan que las cargas en A y C
están fijas y la carga en B puede moverse. La esfera en C ejerce una fuerza de 4 × 10−6 N sobre la carga que está en B .
Se determinará la fuerza neta sobre la carga en B .
Al ser la esfera en B la que nos interesa, esa es la carga de prueba y se conoce ya la magnitud de una de las fuerzas.
Como las cargas son todas iguales, esta fuerza es repulsiva, es decir, está dirigida hacia arriba. Podemos escribir esto
como

F BC = 4 × 10−6 N b
.

Si llamamos q a la magnitud de cada una de las cargas, podemos expresar la magnitud de esta fuerza como

q2
F BC = k = 4 × 10−6 N,
r 12

donde la separación de 1 cm entre B y C se ha llamado r 1 . La magnitud de la fuerza que ejerce la carga en A sobre la
carga de prueba se calcula fácilmente al tener en cuenta que la separación entre estas cargas es p2 r 1 , así
3

q2 q2 3 q
2
−6
F AC = k 2
=k³ ´2 = 4 k 2 = 3 × 10 N.
r2 p2 r 1
r1
3

ı . Entonces la
Si se examina la figura 1.14 se deduce que esta fuerza, repulsiva, está en dirección del vector unitario b
fuerza neta sobre la carga de prueba es

F = (3b  ) × 10−6 N.
ı +4 b
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 19

Este ejemplo ilustra también cómo puede calcularse el factor en que puede cambiar la magnitud de la fuerza entre un
par de cargas si su separación cambia en determinado factor, como pueden verificar con el ejercicio 1.6.

1.3.2. Fuerza de un dipolo eléctrico


Un dipolo eléctrico es una configuración de dos cargas de igual magnitud que se encuentran separadas una distancia d .
A pesar de ser neutra esta distribución de cargas, puede ejercer fuerza sobre una carga de prueba que se encuentre cerca.
Consideren el caso de dos cargas q 1 = q y otra carga q 2 = −q que están sobre el eje x. Por conveniencia se ubica el origen de
coordenadas en el punto medio del segmento que une las dos cargas. Se calculará la fuerza que ejerce el dipolo sobre una
carga de prueba que se encuentra sobre el eje y.

P (0, y) q0 b
y2
+
/ 2) 2
(d
r= p

b b

Figura 1.15: Dos cargas q y −q que forman un dipolo.

En la figura 1.15 se ilustra la situación. Con base en ella, los vectores posición de las cargas q 0 , q 1 y q 2 so, respectivamente

;
r0 = y b
r 1 = − d2 b
ı;
d
r2 = 2 ı.
b

Entonces los vectores de cada carga a la carga de prueba son

d
r 10 = 2 ı + y ;
b b
d
r 20 =−2 bı+y b .
r³ ´
2
d
La separación a la carga de prueba es igual para ambas, r = 2 + y 2 . Entonces, las fuerzas sobre la carga de prueba son

q q0 ³ d ´
F1 = k ı + y  ;
r3 2
b b

q q0 ³ ´
F 2 = −k 3 − d2 b ı+y b  .
r

Por tanto, la fuerza neta sobre la carga de prueba es

kq q 0 ³ d d
´
F= 2 ı + y  + 2 ı − y  ,
r3
b b b b
20 Carga eléctrica y ley de Coulomb

de donde resulta al final

kq q 0 d
F=¡ ı.
¢3/2 b
(d /2)2 + y 2

Advertencia

Noten que esta fuerza está en dirección horizontal, no sobre el eje vertical como podría pensar alguna persona des-
prevenida al aplicar de manera incorrecta criterios de simetría.

Observación final

En este capítulo se han calculado fuerzas mediante la ley de Coulomb, para distribuciones discretas de cargas o para objetos
que se pueden considerar como cargas puntuales. Las distribuciones de carga continuas se abordarán en el próximo capítulo
al estudiar el campo eléctrico que producen y su efecto sobre cargas puntuales.

Resumen

La carga eléctrica es una propiedad fundamental de la materia y existe en dos variedades: positiva y negativa,
que se comportan de manera tal que cargas del mismo tipo se repelen y cargas de signo contrario se atraen.
Las cargas eléctricas y los efectos que producen se suman. Además la carga eléctrica cumple principios impor-
tantes como los de cuantización y conservación de la carga. Esto se verifica en todos los sistemas inerciales de
referencia.

La unidad de carga eléctrica en el sistema internacional es el coulomb, que se simboliza como C. Es una unidad
derivada que se expresa como producto de las unidades fundamentales amperio y segundo, C = A · s.

Las cargas eléctricas son múltiplos enteros de la magnitud de la carga elemental e = 1.6 × 10−19 C.

Existen dos tipos de materiales: los aislantes y los conductores. En los primeros, la carga se puede distribuir de
manera homogénea en todo el material; en los conductores, la carga se distribuye en la superficie del material.

No es necesario que los materiales estén cargados para que experimenten fuerza electrostática. Si hay polariza-
ción del material las regiones de un signo experimentan fuerzas de repulsión y las del otro signo experimentan
fuerzas atractivas pero estas dominan.

La ley empírica que describe las interacciones entre cargas puntuales es la ley de Coulomb, según la cual, la
magnitud de la fuerza es proporcional al producto de las cargas y al inverso del cuadrado de la separación.

Ejercicios
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 21

Ejercicios

1.1 Suponga que se pudieran coleccionar cargas eléctrícas de alguna forma y se ha reunido un miligramo de elec-
trones; ¿cuál es la carga de esta colección de electrones?

1.2 Una de las unidades fundamentales del Sistema Internacional es el amperio, que se simboliza por A; corresponde
a las unidades de corriente. Esta unidad está relacionada con la de carga eléctrica por

C
A= .
s
Con base en ello, determinen las unidades de la constante k, en función de unidades fundamentales del Sistema
Internacional de unidades, o sea, m, s, kg y A.

1.3 Hay tres partículas de dimensiones microscópicas que ha ingresado en una cámara cerrada, cuando tenían car-
gas eléctricas +3e, +5e y −3e. Las partículas experimentan interacciones y al final resulta una distribución diferente
de cargas. En la tabla siguiente aparecen cuatro combinaciones diferentes de posibles cargas finales, de las cuales
sólo dos combinaciones son posibles. Señale entre las opciones que aparecen debajo de la tabla, cuáles son esas dos
combinaciones

A. +4e −4e +5e


B. −4e 4.5e +4.5e
C. +5e −3.5e +3.5e
D. +6e +6e −7e

a A. y B.

b A. y C.

c A. y D.

d B. y C.

e B. y D.

f C. y D.

1.4 Calculen la fuerza de atracción gravitacional entre el electrón y el protón en el átomo de hidrógeno y comparen
el valor con la fuerza eléctrica, calculada con base en la ley de Coulomb.

1.5 Con base en el resultado del ejemplo 1.3 calculen la rapidez con la que gira el electrón alrededor del núcleo, si se
supone que la órbita es circular. Calculen también la aceleración centrípeta.

1.6 La fuerza electrostática entre dos partículas de cargas q1 y q2 , separadas una distancia r tiene magnitud F . Si la
separación entre las partículas se reduce a la mitad, la fuerza ahora es

a 2F

b 4F

c F /2

d F /4
22 Carga eléctrica y ley de Coulomb

1.7 Tres cargas puntuales se encuentran sobre lo que llamaremos el eje x de un sistema de coordenadas. Una carga
q 0 = 3 nC está en x = 2 m, otra carga q 2 = −10 nC está en el origen; una tercera carga q 2 = 25 nC está en x = 1 m.
Determinen la fuerza sobre la carga q 0 .

A B
a)

b) A B
C

c) B
A C

Figura 1.16: Esferas conductoras.

1.8 Dos esferas conductoras idénticas, con cargas iguales, A y B , se repelen mutuamente con una fuerza de 2.0 ×
10−5 N (figura 1.16 a)). Otra esfera idéntica descargada C toca a A (parte b) de la figura 1.16) y luego se desplaza hacia
la derecha hasta tocar B (c) de la figura 1.16).

a Calculen cuál es ahora la fuerza eléctrica en A

b Calculen cuál es la fuerza eléctrica neta sobre C (después de tocar A), cuando está a la mitad de camino entre A
yB

1.9 Dos iones de sodio de igual carga están separados por 4.5 × 10−9 m y ejercen entre sí una fuerza de 1.1 × 10−11 N.
Determinen la carga neta de cada ión y a cuántas cargas elementales corresponde.

1.10 Dos cargas de magnitud 3.2 × 10−19 C, de signos contrarios, están separadas por una distancia de 10−10 m. De-
terminen la fuerza que ejercen este par de cargas sobre una tercera carga de 1, 6 × 10−19 C, localizada sobre una línea
perpendicular a la línea que une las dos cargas y que se cruza con ella en el punto medio entre las dos primeras cargas.
La distancia de la tercera carga a este punto medio es 1 × 10−8 m.

1.11 Supongan que se divide una partícula en dos cargas q1 y q2 , o sea, la carga original es q = q1 + q2 . Calculen las
proporciones, respecto a la carga original, que deben tener las dos cargas para que la fuerza repulsiva entre ellas sea
máxima

1.12 Una carga de prueba de 5 µC se encuentra en las coordenadas (0, 4) m; otra carga q1 de −5 µC se encuentra en
el origen del sistema de coordenadas; una tercera carga q 2 de 4 µC se encuentra en las coordenadas (5, 0) m. Calculen
la fuerza neta sobre la carga de prueba.

1.13 Dos cargas puntuales, q1 = 30 µC y q2 = −100 µC, están localizadas en (2, 0, 5) m y (−1, 0, −2) m, respectivamente.
Halle la fuerza sobre q 1 .

1.14 Dos cargas puntuales, q1 = 250 µC y q2 = −300 µC, están localizadas en (5, 0, 0) m y (0, 0, −5) m, respectivamente.
Halle la fuerza sobre q 2 .

1.15 Cuatro cargas puntuales, cada una de 20 µC están situadas así: dos en el eje x a 4 m y a −4 m y dos sobre el eje y
a 4 m y a −4 m. Halle la fuerza sobre una carga puntual de 100 µC situada en (0, 0, 3) m.

1.16 Diez cargas idénticas, de 500 µC cada una, están igualmente espaciadas alrededor de un círculo de radio 2 m.
Encuentre la fuerza sobre una carga de −20 µC localizada en el eje del círculo, a 2 m de su plano.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 23

1.17 Hay una carga q1 de 3.2 × 10−9 C, localizada en las coordenadas (2, 1, 2) m; otra carga q2 de −7.8 × 10−9 C, locali-
zada en las coordenadas (3, 2, 1) m; una carga de prueba q 0 de −1.6 × 10−9 C localizada en las coordenadas (1, 2, 1) m.
La fuerza neta sobre q 0 es:

a  + 1.08 k)
ı − 8.87 b
(3.42b b × 10−9 N

b  + 0.71 k)
ı − 3.61 b
(1.08b b × 10−9 N

c  + 8.87 k)
ı − 8.87 b
(−19.2b b × 10−9 N

d  − 0.67 k)
ı + 1.48 b
(−3.42b b × 10−8 N

e  + 2.71 k)
ı − 4.52 b
(2.18b b × 10−9 N

1.18 La magnitud de la fuerza electrostática que el sistema de cargas de la figura 1.17, ejerce sobre una carga −e,
localizada sobre la linea punteada horizontal, a una distancia de 3 × 10−10 m, respecto a la carga −2e, es

a 1.77 × 10−9 N

b 0N

c 1.24 × 10−8 N

d 8.2 × 10−11 N

e 1.78 × 10−11 N
+e
m
10
10 −

105◦
−2e

+e
Figura 1.17: Sistema de cargas.

1.19 En la figura 1.18 aparecen 4 cargas en los vértices de un cuadrado de lado L. En el centro se encuentra una carga
de prueba positiva q 0 . Las cargas de los vértices tiene todas magnitud q y los signos indicados, La fuerza resultante
sobre la carga de prueba q 0

a es cero

b apunta hacia la derecha y hacia arriba

c apunta hacia arriba

d apunta hacia abajo y hacia la derecha

e apunta hacia la derecha


24 Carga eléctrica y ley de Coulomb

+q b b
−q

q0b

+q b b
−q

Figura 1.18: Fuerza ejercida por 4 cargas.

1.20 Tres cargas desconocidas q1 , q2 y q3 ejercen fuerzas electrostaticas entre sí. Cuando q1 y q2 están separadas 15
cm, sin la presencia de q 3 , se atraen con fuerza de 1.4 × 10−2 N. Cuando q 2 y q 3 están separadas 20 cm, sin la presencia
de q 1 , se atraen con fuerza de 3.8 × 10−2 N. Cuando q 1 y q 3 están separadas 10 cm, sin la presencia de q 2 , se repelen
con fuerza de 5.2 × 10−2 N. Determinen la magnitud y el signo de cada carga.

1.21 En la figura 1.19 se muestran 4 situaciones, en cada una de las cuales aparecen 5 cargas sobre una línea. En el
centro se encuentra una carga de prueba positiva q 0 . Las otras cargas están indicadas en la figura para cada situación.
La separación entre cargas vecinas es igual para todas. Si se ordenan las magnitudes de las fuerzas sobre q 0 de manera
que la situación con mayor magnitud se llama primera y situación donde la magnitud de la fuerza sobre q 0 es la menor,
se llama cuarta, señale la afirmación correcta

a la situación 1 es primera y la situación 4 es cuarta

b la situación 4 es cuarta es primera y la situación 3 es segunda

c la situación 1 es segunda y la situación 4 es cuarta

d la situación 1 es segunda y la situación 3 es tercera

e la situación 2 es segunda y la situación 4 es tercera

b b b b b
1
−q −q q0 +q −q
b b b b b
2
+q +q q0 +q −q
b b b b b
3
−q −q q0 +q +q
b b b b b
4
−q +q q0 +q −q

Figura 1.19: Cuatro situaciones para 5 cargas puntuales.

1.22 La figura 1.20 muestra cinco parejas de placas: A, B y D son aislantes y C es de cobre. Se señalan mediante
flechas, para tres parejas si la fuerza es atractiva o repulsiva. Señale la afirmación correcta.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 25

a B y C se atraen; B y D se repelen

b B y C se atraen; B y D se atraen

c B y C se repelen; B y D se repelen

d B y C se repelen; B y D se atraen

A C A B B

B D D C D

Figura 1.20: Configuraciones de cuatro placas.

1.23 La figura 1.21 muestra un sistema de cargas de igual magnitud fijas sobre medio circulo, con los signos indica-
dos. Los dos ángulos φ son iguales, así como los dos ángulos θ. El vector que representa a la fuerza electrostática sobre
una carga positiva ubicada en el origen de coordenadas

a está en el primer cuadrante;

b es vertical y apunta hacia arriba;

c es vertical y apunta hacia abajo;

d está en el tercer cuadrante;

e está en el segundo cuadrante.

f es nulo

−q +q
b b
x
θ θ
−q b b −q
φ φ
b b

+q +q

Figura 1.21: Conjunto de cargas que actúan sobre una carga de prueba positiva situada en el origen de coordenadas.
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 2
Campo eléctrico

Una partícula con carga eléctrica q afecta de alguna manera el espacio alrededor de ella. La evidencia la proporciona una
segunda carga de prueba, q 0 , que en presencia de esa cantidad física debida a la carga q, experimenta una fuerza electros-
tática. La carga q ejerce la fuerza sobre la carga de prueba a pesar que las dos partículas no están en contacto físico, lo cual
debe ser explicado de alguna manera. La propuesta Faraday de introducir el concepto de campo para explicar ese tipo de
interacciones resultó acertada, ya que según este modelo, la carga de prueba siente ese algo que rodea a la carga q. Esto es lo
que se expondrá en el presente capítulo.

2.1 El campo electrostático

E F = qo E
P
b

r r qo
+ +

Figura 2.1: Una carga q produce un campo eléctrico alrededor, que afecta a una carga de prueba localizada en el punto P .

En la figura 2.1 se muestra una partícula que, debido a su carga positiva q, afecta el espacio alrededor de ella de manera que
otra carga en su vecindad sentirá la presencia de la carga q. Si una carga de prueba q 0 se localiza en el punto P a una distancia
r sin entrar en contacto físico sentirá la presencia de la carga q, descrita mediante la fuerza

q q0
F =k rb. (2.1)
r2

La inquietud de cómo hace la carga de prueba para conocer la presencia de la carga q, fue resuelta al postular la presencia
de un campo eléctrico, E , ocasionado por la presencia de cargas eléctricas, en todos los puntos del espacio circundante. Por
esta razón, la carga de prueba de la figura 2.1 siente la presencia de este campo. La nueva forma de expresar la fuerza que
actúa sobre q 0 , ejercida por el campo E es

F = q0 E . (2.2)
28 Campo eléctrico

Las ecuaciones (2.1) y (2.2) deben expresar la misma fuerza. Esto implica que el campo eléctrico depende de la posi-
ción de manera similar a la dependencia de F . Entonces, la definición formal de campo será

F
E= . (2.3)
q0

Además, en un punto P a una distancia r de la carga fuente q, el campo eléctrico se escribe de la forma

kq
E= rb. (2.4)
r2

2.2 Campo eléctrico debido a distribución continua de carga

Figura 2.2: Representación de una porción de carga ∆q i dentro de una distribución continua de carga.

La definición (??) puede extenderse a objetos macroscópicos, o sea con distribución continua de carga. Se entiende por
distribución continua, un agregado de partículas cargadas que están tan próximas entre sí que no tiene sentido enumerarlas,
por lo que la distribución no se considera discreta. Lo usual es dividir el cuerpo, de carga total Q, en N fragmentos de carga
∆q; se supone que cada fragmento ∆q i está localizado en un punto representativo definido por la posición r i , con respecto
a un origen de coordenadas, como se muestra en la figura 2.2. En primera aproximación el campo eléctrico estaría definido
como

X N ∆q i
E≈ k 2 rb,
i =1 r

donde, r 0 es el vector de la posición donde se calculará el campo, r i es el vector posición de la i –ésima porción de carga ∆q i ,
r = r 0 −r i , es el vector que va de la carga fuente ∆q i al punto donde se va a evaluar el campo eléctrico y rb es el correspondiente
vector unitario. Entonces el campo eléctrico es aproximadamente

N
X ∆q i (r 0 − r i )
E≈ k .
i =1 |r 0 − r i |2 |r 0 − r i |
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 29

Se tiene una evaluación más exacta del campo eléctrico al particionar el objeto en un número muy grande de porciones, o
sea al tomar el límite N → ∞, lo que conduce a que la suma, que se realiza sobre todo el objeto cargado, se convierta en
una integral, en la cual ya no se indexan las porciones del objeto, por lo que las ∆q i se tornan diferenciales de carga dq y sus
posiciones se convierten en una variable. En consecuencia una expresión exacta del campo eléctrico está dada por la integral

dq dq r
Z Z
E= k 2 rb = k (2.5)
r r2 r

Como la integración se realiza sobre todo el objeto, su geometría determinará los límites de integración. La definición (2.5)
de campo eléctrico no es aún operativamente útil por cuanto no están especificadas las variables de integración. Tenemos el
vector r , que va de cada diferencial de carga dq al punto donde se calcula E , por lo cual es variable y hay que definirlo para
el caso particular de estudio; además, los diferenciales de carga dq deben aparecer en función de las coordenadas en que se
haya expresado a r . Para realizar esto se recurre a los conceptos de densidades de carga, que nos permiten expresar como
está distribuida la carga en el objeto.
En general, la carga eléctrica, como ocurre con la masa, está distribuida en un volumen. No obstante, puede resultar muy
útil, para simplificar los cálculos, considerar al objeto como unidimensional o bidimensional, cuando su dimensión más
significativa es la longitud o el área, respectivamente. Por esto se distinguen tres clases de densidades de carga.

2.2.1. Densidad lineal de carga


Para objetos cuya dimensión lineal es muy grande comparada con las demás, como el caso de un alambre largo muy delgado,
se define la densidad lineal de carga como la relación entre el diferencial de carga dq y el correspondiente diferencial de
longitud d`, se simboliza como λ y matemáticamente lo expresamos como

dq
λ= ,
d`

con lo cual

dq = λd`.

El elemento diferencial de longitud d` se expresa de acuerdo a la curva a la cual pertenece. Por ejemplo, si se trata de carga
distribuida a lo largo de una varilla recta delgada, d` puede expresarse como dx, dy o dz.

Objeto homogéneo

Si la carga está distribuida de manera homogénea a lo largo de una curva C , λ es constante, por lo que la carga total es
Z Z Z
Q = dq = λd` = λ d` = λL,
C C c

donde L es la longitud total del objeto. Por ejemplo, si la carga Q está distribuida uniformemente en un aro delgado
de radio a, resulta

Q = λL = 2πaλ,

o de manera equivalente, la densidad lineal es

Q Q
λ= = .
L 2πa
30 Campo eléctrico

2.2.2. Densidad superficial de carga


Si la superficie del objeto es grande en comparación a su espesor, el objeto se aproxima a una lámina y la carga puede conside-
rarse como concentrada en una superficie. Decimos que tenemos una distribución superficial de carga y la correspondiente
densidad superficial se define de manera análoga a como se hizo para la densidad lineal,

dq
σ= ,
dA

donde σ simboliza a la densidad superficial de carga, A es el área total del objeto y dA es un elemento diferencial de área.

Objeto homogéneo

Si la carga total Q de la lámina está distribuida de manera uniforme, la densidad superficial σ es constante y de manera
similar al caso de λ puede expresarse como

Q
σ= .
A

2.2.3. Densidad volumétrica de carga


Cuando no puede ignorarse ninguna de las dimensiones del objeto de carga Q distribuida en todo el volumen V , se utiliza el
concepto de densidad volumétrica de carga, ρ, la cual se define como

dq
ρ= ,
dV
donde dV es un elemento diferencial de volumen.

Objeto homogéneo

Si la carga total Q del objeto está distribuida de manera uniforme, la densidad ρ es constante y puede expresarse como

Q
ρ= .
V

Con ayuda de estos conceptos de densidades de carga, el campo eléctrico debido a un objeto con carga eléctrica, en un punto
del espacio se calcula como

λ d`
Z
E= k rb, para distribución lineal
r2

σ dA
Z
E= k rb, para distribución superficial
r2

ρ dV
Z
E= k rb, para distribución volumétrica
r2
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 31

α2

R
α

=
√ r
2
z

+
z
2
α1
r rb
O

Figura 2.3: Varilla delgada homogénea de longitud L y carga Q.

El ejemplo que sigue puede ser significar una tortura para muchas personas, por lo que el estudiante puede tomar la opción
de saltar hasta la ecuación (2.6), donde aparece el resultado y la cual se aplica a ejemplos donde se consideran casos muy
particulares. La solución se muestra como ejemplo de utilización de la definición, con todos sus detalles, para los estudiantes
más adelantados.

Ejemplo 2.1 Campo eléctrico de una varilla homogénea muy delgada

Calcular el campo eléctrico debido a una varilla homogénea muy delgada, de carga Q y longitud L, a una distancia r
perpendicular a la varilla.

S OLUCIÓN : en la figura 2.3 se ilustra la varilla, para la cual se ignoran dimensiones diferentes a su longitud L. Se ubica
la varilla sobre el eje z, cuyo origen está determinado de modo que la línea perpendicular que sale de él pase por
el punto donde se calcula el campo. Se ha marcado en la figura un elemento diferencial de carga dq, con longitud
d` = dz, está localizado a una distancia z, respecto del origen y, a una distancia R del punto donde interesa calcular
p
el campo eléctrico. Esta distancia es R = r 2 + z 2 . Noten que se ha cambiado la notación habitual de r por R, por
razones que se verán más adelante; con este cambio, el significado de rb es diferente: ahora es el vector unitario en la
dirección de una perpendicular al eje z.
Lo que se está haciendo es, en realidad trabajar el problema en coordenadas cilíndricas, con un cambio en la notación.
en lugar de ρ b para el vector unitario perpendicular al eje z, usamos el símbolo rb. Es decir, este último vector nos
está indicando la dirección radial de las coordenadas cilíndricas y r nos indica la distancia del punto en cuestión
al eje z. Para los estudiantes no familiarizados con este tipo de coordenadas se ha realizado un resumen en la nota
matemática 2.3.
Con estas coordenadas, el vector R desde el elemento de carga dq = λdz hasta el punto donde se calcula el campo
puede expresarse, como se deduce de la figura 2.3, de la forma

R = −z kb + r rb,
32 Campo eléctrico

con lo que el campo eléctrico se determina con la integral

λdz (−z kb + r rb) λ(−z kb + r rb)dz


Z Z
E= k 2 p = k .
(z + r 2 ) z2 + r 2 (z 2 + r 2 )3/2

La integración se realiza entre los límites determinados por las coordenadas z inicial y final de la varilla. Es decir,
se debe conocer la ubicación de la varilla, además de la del punto donde se calcula el campo. Pero en la práctica y
para tratar de manera más conveniente los casos de interés, es mejor introducir los ángulos α, de la figura 2.3. Para
cualquier coordenada z el ángulo está relacionado con z y r , como

tan α = r /z,

o de manera equivalente,

z = r cot α,

con lo que

dz = −r cosec2 α dα.

Al dividir el campo en componentes, resulta una integral para cada una; si en la integral para la componente radial se
remplaza el cambio de variable para z, tenemos
· Z z2 zdz
Z α2 r 2 cosec2 αdα
¸
E = kλ − kb − r .
(z 2 + r 2 ) 3/2 (r 2 + r 2 cot2 α)3/2
b
z1 α1

Para la integral de la componente k,


b no se ha cambiado de variable. Luego de realizar el álgebra correspondiente a
cada integral, las componentes del campo se reducen a
¯z 2 Z α2
kλ¯ kb − 1 sen αdα rb.
¯
E= p
z 2 + r 2 z1
¯ r α1

Al utilizar la expresión de z en función de α y resolver la integral para la componente en rb, tenemos que el campo
eléctrico se expresa como

kλ kλ
E= (sen α2 − sen α1 ) kb + (cos α2 − cos α1 ) rb. (2.6)
r r
Con esta expresión general puede calcularse el campo para los casos más simples y simétricos como se verá en ejem-
plo siguiente. Vale la pena anotar que los ángulos α1 y α2 pueden determinarse al conocer las coordenadas de los
extremos de la varilla. Las coordenadas (x, y) del punto donde se calcula el campo sirven para determinar su distan-
cia al eje z.

El ejemplo anterior muestra cómo se aplica la ecuación (2.5), con la forma explícita de dq, para el cálculo de campo eléctrico
de una distribución de carga continua, unidimensional. Noten que la clave está, como en todas las aplicaciones del cálculo
integral, en determinar el integrando, asunto que a veces no es simple. Además, se debe tener la precaución de examinar
si la densidad de carga es o no constante para saber si λ puede salir de la integral directamente o si se debe operar de otra
manera. Afortunadamente, por lo menos en este texto no nos ocuparemos de casos donde la densidad no sea constante.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 33

Como se prometió antes del ejemplo anterior, los ejemplos que siguen hacen uso del resultado anterior para considerar casos
más simples debido a la simetría que presentan.

α2

r rb
z
R
O α

α1

Figura 2.4: Varilla delgada homogénea de longitud L y carga Q.

Ejemplo 2.2 Campo eléctrico de una barra con carga en un punto de simetría

Determinar el campo eléctrico debido a una barra muy delgada, de longitud L y carga total Q distribuida de manera
homogénea, en un punto situado sobre la bisectriz perpendicular a la varilla y a una distancia r .

S OLUCIÓN : en la figura 2.4 se ilustra la geometría del problema. Se observa que para los extremos de la varilla, se tiene

sen α1 = r /R;
sen α2 = r /R;

L/2
cos α1 = − ;
R
L/2
cos α2 = .
R
Al remplazar estos valores en la ecuación (2.6) el campo eléctrico es
à !
kλ ³ r r ´ b kλ L/2 −L/2
E= − k+ p −p rb,
r R R r (L/2)2 + r 2 (L/2)2 + r 2

de donde resulta
kλ L
E= p rb. (2.7)
r (L/2)2 + r 2
Como era de esperar, debido a la distribución simétrica de la carga respecto al origen del eje z, las componentes
verticales del campo se cancelan y sobrevive únicamente la suma de las contribuciones en dirección radial. Más aún,
para un punto situado sobre la bisectriz perpendicular a la varilla, la magnitud del campo eléctrico está determinada
por la distancia al eje; para todas las distancias r iguales, el campo E solo cambia en su orientación, dada por el vector
unitario rb.
34 Campo eléctrico

Ejemplo 2.3 Campo eléctrico de una barra infinita homogénea

Determinar el campo eléctrico debido a una barra muy delgada, de longitud infinita y densidad de carga λ constante,
en un punto situado a una distancia r de la varilla.

S OLUCIÓN : para longitud infinita de la varilla, cualquier punto, a distancia r se considera situado sobre la bisectriz
perpendicular, por lo que podemos partir del resultado anterior, ecuación (2.7), con lo que se tiene

kλ L kλ L 2kλ
E= rb = ´ rb = r³ ´ rb.
r
p
r

2
(L/2) + r 2
r2 r2
L/2 1 + (L/2)2 r 1 + (L/2)2

Como la varilla tiene longitud que tiende a infinito, es decir, es mucho más grande que r , el término dentro del radical
es prácticamente igual a 1, por lo que el campo de la varilla infinita se reduce a

2kλ
E= rb. (2.8)
r
En la práctica, no existe la varilla de longitud infinita. No obstante, la ecuación (2.8) es una buena aproximación
cuando la longitud de la varilla es muy grande en comparación a su separación r del punto donde se evalúa el campo.
Si no es este el caso, puede utilizarse la ecuación (2.7)

Una distribución de carga lineal no está necesariamente a lo largo de un eje cartesiano como en los ejemplos precedentes,
ni sobre una línea recta; se encuentra distribuida a lo largo de una curva, que puede ser una elipse, una parábola, una cir-
cunferencia, una hipérbola, o parte de alguna de estas curvas. Si queremos hallar el campo eléctrico de una distribución de
este tipo en determinado punto, la construcción de los integrandos exige expresar el diferencial de longitud en coordenadas
más convenientes que las cartesianas. En la nota matemática 2.2 se explica de manera breve, cómo se expresa el diferencial
de longitud d` para el ejemplo siguiente.

Ejemplo 2.4 Campo eléctrico de un anillo con carga Q, sobre su eje de simetría

Determinar el campo eléctrico de una carga Q, distribuida de manera homogénea en un círculo de radio R, en un
punto localizado sobre el eje de simetría del círculo.

S OLUCIÓN : Con la deducción de la nota matemática 2.2, que termina con la expresión dada en la ecuación (2.12), el
elemento diferencial de carga es

dq = λRdθ.

Entonces el campo eléctrico es

λRdθ
Z
E= k rb,
r2
donde r , es el vector que va del elemento de carga dq hasta el punto sobre el eje z donde se calcula el campo eléctrico;
r su magnitud y rb el correspondiente vector unitario. En la figura 2.5 se muestra el esquema correspondiente a este
ejemplo. Se ha ubicado el alambre sobre el plano x y, de modo que su centro coincide con el origen de un sistema
cartesiano; de este modo, el punto donde se calcula el campo eléctrico está localizado a una altura z, respecto al plano
p
x y, por lo que la distancia r es z 2 + R 2 . Para cualquier elemento de carga dq existe otro ubicado diametralmente
opuesto, de manera que de las contribuciones dE de cada una, se anulan las componentes dE x y dE y . Por tanto, el
campo resultante está en dirección de k;b en otras palabras, de tres integrales sólo calculamos la de la componente k. b
De la figura 2.5 se concluye que la componente dE z es
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 35

dE z dE
b

2
+R
z

z2
r= √
dq R
O

Figura 2.5: Esquema explicativo del problema del campo eléctrico de una carga distribuida en un aro o círculo de radio R.

z
dE z = dE cos α = dE ,
r

con lo que la integral para el campo eléctrico es


Z 2π zRλdθ zRλ
Z 2π 2πzRλ
E= k kb = k dθ kb = k k.
b
0 (z 2 + R 2 ) 3/2 (z 2 + R 2 )3/2 0 (z 2 + R 2 )3/2

La integración se realizó entre 0 y 2π, que son los ángulos entre los cuales debe variar el ángulo θ para que se abarque
todo el círculo. La densidad lineal de carga para este caso es

Q Q
λ= = ;
L 2πR

al remplazar en la expresión para el campo tenemos finalmente

kzQ
E= k.
b
(z 2 + R 2 )3/2

Noten que en el centro del círculo, z = 0, por lo cual el campo es nulo, como era de esperar. Para cualquier z 6= 0, basta
con remplazar su valor en la expresión obtenida; por ejemplo, para un z negativo, el resultado es que el campo apunta
en dirección −k.b
Se invita a los estudiantes que no crean en la anulación de las integrales para las componentes b ıyb o aquellos que
quieran realizar el cálculo, a que planteen y resuelvan estas integrales para constatar que en efecto dan cero. En este
ejemplo, no las calculamos por cuanto, las razones que se dieron, basadas en la simetría, permitieron deducir que se
cancelan esas componentes.

Los cálculos de campo eléctrico, con la ecuación (2.5), para distribuciones superficiales y volumétricas requiere el plantea-
miento y solución de una integral doble o triple, para las cuales es crucial la selección de las variables y límites de integración.
El ejemplo que sigue ilustra la forma de hacerlo para una distribución superficial.
36 Campo eléctrico

Ejemplo 2.5 Campo eléctrico de un disco homogéneo con carga Q, sobre su eje de simetría

En la figura 2.6 se muestra un disco de radio a sobre el plano x y, con su centro en el origen de un sistema cartesiano.
La carga total del disco es Q y se encuentra distribuida de manera uniforme. Se calculará el campo eléctrico debido a
esta distribución de carga, en un un punto P , en el eje de simetría del disco, a una altura z.

dE z α dE

b
r + z2
α

R= √2
z

Figura 2.6: Diagrama para estudiar el cálculo del campo eléctrico debido a una carga Q distribuida en un plano en forma de disco,
en un punto sobre el eje de simetría del disco.
El vector R es el que va desde el diferencial de carga hasta el punto P . Un punto representativo del elemento de carga
dq está ubicado a una distancia r del centro del disco, como se ve en la figura 2.6, por lo que la distancia desde dq al
p
punto P es R = r 2 + z 2 . Con esto, el campo eléctrico en el punto P es
dq
Z
E= k 2 R.
b
(r + z 2 )

El elemento de carga dq = σdA, con el diferencial dA = r dr dφ, que se deduce en la nota matemática 2.3, ecua-
ción (2.13), es

dq = σr dr dφ,

con lo que el campo eléctrico es


Z a Z 2π kσr dφdr
E= R.
b
0 0 (r 2 + z 2 )
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 37

Los límites de integración se han seleccionado para garantizar que se abarca todo el disco; para esto, r debe variar
desde 0 hasta a, en tanto que el ángulo φ debe ir de 0 a 2π. La magnitud de la contribución al campo eléctrico debido
al elemento dq, o sea, la parte escalar de la anterior integral, es

kσr dφdr
dE = .
(r 2 + z 2 )

Sin embargo, como en ejemplo 2.4, debido a la distribución simétrica de la carga, las contribuciones dE x y dE y de
los elementos dq diametralmente opuestos, se cancelan. Por tanto, sobreviven las componentes dE z , que se expresan
entonces como

kσr dφdr kσr dφdr z


dE z = cos α = p .
(r 2 + z 2 ) (r 2 + z 2 ) r 2 + z 2

Entonces, el campo eléctrico está en dirección de kb y se calcula como


Z a Z 2π Z a ·Z 2π r dr
¸
E= dE z kb = kσz dφ k,
b
0 0 0 0 (r 2 + z 2 )3/2

de donde
Z a r dr
E = 2πkσz k.
b
0 (r 2 + z 2 )3/2

Al resolver la integral mediante un simple cambio de variable, resulta


¯a µ ¶
1 ¯ kb = −2πkσz p 1
¯ 1 b
E = −2πkσz p − k.
r 2 + z2 0 a2 + z2 z
¯

Al introducir z en el paréntesis, tenemos

z
µ ¶
E = 2πkσ 1 − p k.
b (2.9)
a2 + z2

Mientras la altura z del punto P , sea comparable al valor del radio, se debe utilizar la ecuación (2.9). Para el caso
particular z muy alejado del disco y las dimensiones de este pequeñas, podemos aproximar lı́ma→0 . Además, con
σ = Q/A, tenemos
Ãp !
z a 2 + z2 − z
· µ ¶¸
2πkQ
E = lı́m 1− p kb = 2kQ lı́m p k.
b
a→0 πa 2 a2 + z2 a→0 a 2 a 2 + z 2

El límite es indeterminado, para a → 0, por lo que se aplica varias veces la regla de L’Hopital y se obtiene al final

1 b kQ b
E = 2kQ k = 2 k.
2z 2 z
Como era de esperar, a una gran distancia z el campo del disco es como el de una carga puntual Q. A esa altura, el
disco se ve como un punto a una distancia z.

Al final del ejemplo anterior, se verificó el caso particular de separación grande del punto P . Otro caso límite, caundo el punto
38 Campo eléctrico

está muy cerca del disco y el radio de este es grande, la ecuación se simplifica, como se ve en el ejemplo siguiente.

Ejemplo 2.6 Campo eléctrico de una lámina plana infinita

Se calculará el campo eléctrico en un punto situado sobre una lámina plana infinita, con densidad superficial de carga
σ constante.
Este caso se aborda al considerar que debido a la gran dimensión de la placa, puede ser aproximada como un disco
de radio infinito. Más aún, cualquier punto sobre o debajo de ella, puede considerarse sobre el eje de simetría de ese
disco infinito, por lo que se puede aplicar la ecuación (2.9) con la aproximación lı́ma→∞ . Al hacerlo, la ecuación (2.9)
se reduce a

2πkσ k.
b (2.10)

Noten que el campo es independiente de la distancia z y es perpendicular a la placa infinita.

2.3 Campo electrostático uniforme

El resultado (2.10) muestra, en primera instancia, como tener un campo eléctrico uniforme en cualquier punto del espacio.
Sin embargo, en la práctica una lámina infinita no será la única fuente de campo eléctrico y en alguna parte se encontrará otra
fuente de campo eléctrico que al superponerse al de la placa hará desaparecer esa condición especial del campo uniforme.

El campo eléctrico
en estas regiones es
2πkσ − 2πkσ = 0
El campo eléctrico
es 4πkσ
−2πkσ 2πkσ
Placa negativa −σ
2πkσ 2πkσ
Placa positiva +σ
2πkσ −2πkσ

Figura 2.7: Placas planas paralelas, con densidades superficiales de carga.

No obstante, es posible tener una buena aproximación a un campo uniforme en la región entre dos placas con dimensiones
mayores a su separación. Para ver como ocurre esto, consideren la figura 2.7, donde se representan dos placas planas que se
suponen de dimensiones muy grandes, respecto a la distancia que separa las placas. La placa inferior tiene densidad de carga
positiva ,+σ, por lo cual para puntos que estén encima de la placa el campo eléctrico apunta hacia arriba, como se ilustra
con los vectores rojos; en tanto, por debajo de la placa el campo apunta hacia abajo. Esto sejustifica al recordar que el campo
apunta en la dirección que tendría la fuerza electrostática sobre una carga de prueba positiva. La placa positiva repele a una
carga positiva, por lo que la representación del campo debe ser como en la figura 2.7. La placa negativa, con densidad de
carga −σ, atraería a una carga de prueba positiva. Entonces, los vectores azules deben ser como se indica en la figura, para
las diferentes regiones.
En cada punto de la región que hay sobre la placa negativa una carga de prueba siente una fuerza que la atrae y otra, de igual
magnitud, que la repele, de modo que la fuerza neta sobre ella y, por tanto, el campo eléctrico es cero esta región. Entre mayor
sea el área de las placas y más cerca a esta placa esté el punto es mejor la aproximación. Con ayuda de la ecuación (2.10) se
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 39

muestra formalmente lo anterior. Al considerar que el eje z apunta hacia arriba, el campo eléctrico debido a la placa positiva
en ese punto será 2πkσ k;
b el de la placa condensidad superficial −σ será −2πkσ k. b Entonces el campo neto sobre la placa
negativa es

E = 2πkσ kb − 2πkσ kb = 0.

Un razonamiento análogo permite concluir que en la región debajo de la placa positiva tambien el campo eléctrico es nulo.
En la región que se encuentra en medio de las dos placas una carga de prueba positiva será atraida en el sentido de kb por
la placa negativa y repelida hacia la dirección de k,
b por lo que en este caso las fuerzas no se anulan, como en efecto seve al
calcular el campo neto, que será

E = 2πkσ kb + 2πkσ kb = 4πkσ k.


b

En la región entre las plas placas el campo electrostático es uniforme, es decir tiene magnitud y sentido constantes
para todos los puntos. Sin embargo, no deben olvidar que lo anterior proviene del resultado del campo para una placa
infinita. Cuando la separación entre las placas es muy pequeña en comparación a las dimensiones, cada una de estas
placas se puede considerar casi infinita, por lo que el campo se puede aproximar al que se calculó.

El campo eléctrico
es uniforme
en esa región
El campo eléctrico
es 4πkσ b

−σ


Figura 2.8: Campo eléctrico de dos placas planas paralelas infinitas, con densidades superficiales de carga +σ y −σ.

La figura 2.8 ilustra mejor esta aproximación. Allí aparece representado el campo en la región entre las dos placas, dado por

E = 4πkσ k.
b (2.11)

Ejercicio. Determinen las expresiones para el campo eléctrico en las tres regiones cuando las densidades son de mag-
nitud diferente para cada placa o cuando sean de igual magnitud y signo.
40 Campo eléctrico

Nota matemática 2.1 Coordenadas cilíndricas

z b
k
ρ
b
φ
ρb
z r

ρ y
φ

x
Figura 2.9: Coordenadas cilíndricas.
Las coordenadas cartesianas, parecen muy sencillas de trabajar para el tratamiento de muchos problemas. No obstan-
te, cuando se representa la geometría de determinado problema se descubre la presencia de cierta simetría, bien sea
cilíndrica o esférica que hace pensar en la conveniencia de otro sistema de ejes, o sea, de vectores unitarios, diferente
al sistema cartesiano. Más aún, en muchos casos resulta engorroso trabajar con los vectores cartesianos fijos y resulta
más conveniente uno o dos vectores que roten, mientras los demás permanecen fijos. Las coordenadas de un punto
pueden expresarse, bien sea como x, y, z o, también como ρ, φ, z, como se ilustran en la figura 2.9. Para entender estas
coordenadas imaginen que al plano xz original lo rotan en sentido anti–horario para generar un cilindro sólido. En la
figura se muestra una sección de este plano, que tiene distancia ρ al eje z, altura z desde el plano x y y está rotada un
ángulo φ respecto al plano xz. Justamente estos valores (ρ, φ, z) son las coordenadas cilíndricas del punto final del
vector r , que representa posición respecto al origen del sistema cartesiano. Pueden verificar, con ayuda de la figura,
que las antiguas coordenadas cartesianas están relacionadas con la nuevas por sencillas ecuaciones de transforma-
ción: la coordenada x = ρ cos φ; y = ρ sen φ; z = z; ρ = x 2 + y 2 . Entonces, la magnitud del vector r se expresa en los
p

dos sistemas de coordenadas: r 2 = ρ 2 + z 2 = x 2 + y 2 + z 2 .


Los vectores unitarios, se notan como ρ, b φ,b kb y tiene el significado siguiente: ρ
b señala el sentido en que aumenta la
coordenada ρ, o sea, la distancia al eje z mientras las otras dos coordenadas permanecen fijas; φ b señala el sentido
en que rota el plano de la figura, o sea, en que aumenta el ángulo φ, mientras permanecen fijas las coordenadas ρ y
z; kb señala el sentido en que aumenta z mientras están fijas las coordenadas ρ y φ. Estas coordenadas resultan muy
convenientes cuando se tiene alguna distribución de masa, carga, etc.

Nota matemática 2.2 El diferencial de longitud en un círculo

En una circunferencia con centro en un origen de coordenadas, sus puntos pueden expresarse por medio de coorde-
nadas x, y que deben estar dadas en función del radio R de la circunferencia y el ángulo θ que barre la línea radial,
respecto al eje x, como se ilustra en la figura 2.10. En ella puede verse que las coordenadas de un punto P de la cir-
cunferencia de radio R están dadas por

x = R cos θ;
y = R sen θ.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 41

P (x, y)

Figura 2.10: Ubicación de los puntos en una circunferencia.


En la figura 2.11 se muestra en color azul el círculo y se ha marcado un pequeño elemento de de longitud d`. La región
sombreada permite ver que al moverse en una pequeña longitud de arco d`, la linea radial barre un pequeño ángulo
dθ. Si se recuerda que la definición de un ángulo θ en radianes, que barre la línea radial en una longitud de arco `, es
θ = `/R, entonces el diferencial dθ es dθ = d`/R, o de manera equivalente,

d` = Rdθ. (2.12)

dℓ
R

Figura 2.11: Elemento diferencial de longitud, d`, en un círculo de radio R.

Nota matemática 2.3 El diferencial de área en un plano en forma de disco

Si se ubica un disco, de radio a, con su centro en un origen de coordenadas cartesianas, como se muestra en la figu-
ra 2.12, es evidente que dividir su área en secciones rectangulares no es lo más conveniente. La forma más adecuada
de realizar la partición es comenzar por dividir en tajadas, como las de la pizza; luego se toma una porción de esta
tajada, determinada por dos segmentos de arco, como se ve en la figura 2.12. Como se observa en la figura, al recorrer
una longitud de arco d`, se barre un pequeño ángulo dφ, por lo que a una distancia r del centro d` = r dφ. El trozo del
disco, cuyos lados tienen longitudes dr y r dφ, es el elemento de área que mejor se acomoda a la simetría del disco,
por lo que el diferencial de área es

dA = r dr dφ. (2.13)
42 Campo eléctrico

rdφ
dr

r

Figura 2.12: Disco de radio a y elemento diferencial de área dA.

Ejercicios

Ejercicios

2.1 Una carga de 200 µC experimenta una fuerza electrostática de 850 × 10−6 N. La magnitud del campo eléctrico
causante de esa fuerza en ese punto es

a 4.25 × 10−12 N/C

b 425 N/C

c 4.25 N/C

d 425 × 10−12 N/C

2.2 Un electrón experimenta una fuerza de −9.6 × 10−14 N kb al atravesar una región con campo eléctrico uniforme.
El campo eléctrico es

a (−6 × 105 N/C) kb

b (6 × 105 N/C) kb

c (10.5 × 1016 N/C) kb

d (−10.5 × 1016 N/C) kb

2.3 Un electrón viaja en línea recta con rapidez v 0 = 3×106 m/s, cuando ingresa a la región entre dos placas paralelas,
cada una con carga 7.2 × 10−12 C. Las placas son rectangulares, con lados 8 cm y 2 cm y están separadas por 0.5 cm. La
aceleración del electrón tiene magnitud

a 1.99 × 1013 m/s2

b 3.18 × 1012 m/s2

c 9.9 × 1012 m/s2


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 43

d 3.58 × 1013 m/s2

e 8.94 × 1013 m/s2

2.4 En la figura 2.13 aparecen dos cargas de magnitud q, a igual distancia del punto O. Para que en el punto que hay
sobre la línea vertical el campo eléctrico, sea como el que aparece dibujado, se debe cumplir

a que la carga de la izquierda sea negativa y la de la derecha positiva

b que la carga de la izquierda sea positiva y la de la derecha negativa

c que ambas cargas sean positivas

d que ambas cargas sean negativas

e que una de las cargas tenga diferente magnitud

E
b

q b b q
O
Figura 2.13: Dos cargas puntuales.

2.5 Hay una carga en forma de lámina plana infinita con densidad de 40 µC/m2 , localizada sobre el plano x y; otra
carga en forma de línea recta infinita con densidad −6 µC/m está sobre el eje z. Hallar la carga neta contenida en un
cubo de 2 cm de lado, centrado en el orígen.

2.6 Calcular el campo eléctrico producido por un alambre recto delgado, de 5 cm de longitud, con carga total 100 µC,
distribuida de manera uniforme, en un punto localizado sobre la mediatriz perpendicular al alambre y a una distancia
de 5 cm.

2.7 Hay una placa en forma de disco de grosor insignificante, con radio 10 cm y una carga eléctrica de −800 µC,
distribuida de manera uniforme. Calculen el campo eléctrico producido por esa distribución de carga en un punto
localizado sobre el eje de simetría del disco, a una altura de 10 cm.

2.8 Demuestre, por cálculo directo, que las componentes E x y E z del campo eléctríco para la distribución de carga y
en el punto sobre el eje z, del ejemplo 2.4, son cero. S UGERENCIA : se requiere la expresión de las coordenadas x, y del
elemento de carga dq en la forma dada en la nota matemática 2.2.
44 Campo eléctrico

2.9 Hay un cilindro macizo de 10 cm de radio por 20 cm de altura, con densidad uniforme de −60 µC/m3 . La carga
neta en ese cilindro es

a −2.58 µC

b −1.84 µC

c −0.72 µC

d −0.38 µC

e −1.2 µC

2.10 El campo eléctrico producido por un alambre recto delgado, de 5 cm de longitud, con carga total 9.6 nC, distri-
buida de manera uniforme, en un punto localizado a una distancia de 5 cm sobre la recta perpendicular al alambre y
que lo intersecta en el extremo superior, como se ve en la figura 2.14, tiene magnitud de

a 34.56 × 103 N/C

b 69.12 × 103 N/C

c 30.91 × 103 N/C

d 26.45 × 103 N/C

e 17.28 × 103 N/C


r b

Figura 2.14: Barra cargada uniformemente.

2.11 Hay tres varillas delgadas homogéneas de igual longitud, con carga de igual magnitud, dispuestas como en la
figura 2.15 y con los signos indicados. Señale la opción correcta para el campo eléctrico en el punto central
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 45

f) a) b)

+Q b
−Q

e) d) c)

−Q

Figura 2.15: Tres barras con carga eléctrica.

2.12 Una carga +q está distribuida de manera uniforme sobre un semicírculo, como se ve en la figura 2.16. Señale la
flecha que representa al campo eléctrico producido por esa carga en el punto P

a)
+q
b)

c)

d) b

P
e)

Figura 2.16: Distribución de carga en un semicírculo.

2.13 Hay una lámina plana en forma de disco, de radio 10 cm, con una carga neta de 100 nC; frente a esta placa, y
completamente paralelo, se encuentra otro disco del mismo radio, con carga neta de −100 nC, los discos se encuentran
separados por 2 mm. La magnitud del campo eléctrico en la región que separa los discos es
a 3.6 × 105 N/C

b 0
c 9.0 N/C

d 9.0 × 10−4 N/C

2.14
2.15
2.16
2.17
2.18
2.19
2.20
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 3
Flujo eléctrico y ley de Gauss

Ejercicios

Ejercicios

3.1 Una delgada hoja de papel tiene un área de 0.250 m2 y está orientada de tal modo que la normal a la hoja forma
un ángulo de 60◦ con un campo eléctrico uniforme de magnitud 14 N/C, como se muestra en la figura 3.1.

a Calculen la magnitud del flujo eléctrico a través de la hoja.

b ¿La respuesta al inciso a) depende de la forma de la hoja? ¿Por qué?

c Para qué ángulo φ entre la normal a la hoja y el campo eléctrico, la magnitud del flujo a través de la hoja es: i)
máxima y ii) mínima? Expliquen sus respuestas.

Figura 3.1: Vista de perfil de una hoja en presencia de campo eléctrico.

3.2 Hay una carga puntual q en las coordenadas (a/2, −a/2, −a/2). Si hay una superficie esférica de radio r = a y
centro en el origen y una superficie cúbica de lados ` = 2a centrada en el origen, señalen la afirmación correcta y
justifiquen detalladamente y con argumentos físicos su elección

a el número de líneas de campo que salen por la superficie cúbica es mayor

b el número de líneas de campo que salen por la superficie cúbica es menor


48 Flujo eléctrico y ley de Gauss

c no es posible determinar por cuál de las superficies salen más líneas

d el número de líneas de campo que salen por la superficie cúbica es igual las que salen por la esférica

3.3 Hay una distribución continua de carga en forma de lámina plana infinita con densidad superficial de 4 ×
10−5 C/m2 , localizada sobre el plano x y; otra distribución de carga en forma de línea recta infinita con densidad lineal
−6 × 10−6 C/m está sobre el eje z. Determinen el flujo eléctrico a través de un cubo, con centro en el origen, de lado 2
cm, debido a esa distribución de carga

3.4 Un campo eléctrico de magnitud 600 N/C, inclinado 45◦ como se ve en la figura 3.2, pasa a través de un cascarón
semiesférico S de radio R = 0.15 metros. Determinen el flujo eléctrico que pasa a través de ese cascarón es

Figura 3.2: Semicascarón en presencia de campo eléctrico.

3.5 Una carga puntual q1 = 4.00 nC se localiza sobre el eje x en x = 2.00 m, y una segunda carga puntual q2 = −6.00 nC
está en el eje y en y = 1.00 m. Hay una superficie esférica A con centro en el origen y con radio de 0.500 m; otra
superficie esférica B, también con centro en el origen y con radio 1.50 m; una tercera superficie esférica concéntrica a
las anteriores y con radio 2.50 m. Si los respectivos flujos a través de esas superficies son Φ A , ΦB y ΦC , señalen el orden
de esos flujos y justifiquen en detalle la elección

a ΦB < Φ A < ΦC

b ΦB < ΦC < Φ A

c Φ A < ΦB < ΦC

d Φ A < ΦC < ΦB

e ΦC < ΦB < Φ A

3.6 Cuando una carga de prueba positiva q0 en la parte exterior de una superficie cúbica, como la de la figura 3.3
está cerca a su cara izquierda, siente una fuerza que lo atrae hacia esa cara. Si está cerca a la cara de la derecha, en la
parte exterior de la superficie cúbica, siente una fuerza que lo aleja de esa cara. Señale la opción correcta

a el flujo neto a través de la superficie cúbica es negativo

b el flujo neto a través de la superficie cúbica es positivo

c dentro de la superficie posiblemente hay cargas negativas cerca a la cara de la izquierda

d tal vez existe un campo eléctrico en dirección horizontal hacia la derecha (eje y en la figura siguiente)
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 49

e tal vez existe un campo eléctrico en dirección horizontal hacia la izquierda (dirección negativa del eje y en la
figura siguiente)
z

Figura 3.3: Caja cúbica.

3.7 Se mide un campo eléctrico de 1.25×106 N/C a una distancia 0.15 metros de una carga puntual. El flujo eléctrico
a través de la superficie de una esfera concéntrica con la carga es

a 353429 Nm2 /C

b 1413717 Nm2 /C

c 2544690 Nm2 /C

d 298577 Nm2 /C

e 753228 Nm2 /C

3.8 Cuando una superficie plana se encuentra perpendicular a un campo eléctrico uniforma, el flujo a través de ella
es 25 N · m2 /C. Si la superficie se gira 25◦ , respecto al campo (la normal y el campo forman ángulo de 25◦ ), el flujo es

a 0

b 25 N · m2 /C

c 22.7 N · m2 /C

d 34.6 N · m2 /C

e 26.8 N · m2 /C

3.9 Un cilindro sólido, aislante y muy largo, con radio 20 cm, tiene carga distribuida de manera uniforme, con den-
sidad de carga de 144 nC/m3 . El campo eléctrico a una distancia de 12 cm respecto al eje del cilindro es

a 977.2 N/C

b 1.94 × 104 N/C

c 2.16 × 104 N/C

d 986.5 N/C

e 124.6 N/C
50 Flujo eléctrico y ley de Gauss

3.10 Una esfera maciza, aislante, con radio 20 cm, tiene carga de 360 nC distribuida de manera uniforme. El campo
eléctrico a una distancia de 12 cm respecto al centro de la esfera es

a 4.07 × 104 N/C

b 6.4 × 104 N/C

c 4.86 × 104 N/C

d 2.25 × 105 N/C

e 8.1 × 104 N/C

3.11 Hay una caja en forma de cubo de lados que miden 20 cm cada uno, sin la tapa superior. En el centro hay una
carga puntual de 6.4 nC. el flujo eléctrico a través de las caras del cubo, es

a 121 Nm2 /C

b 724 Nm2 /C

c 603 Nm2 /C

d 542 Nm2 /C

e 904 Nm2 /C

3.12 Según la representación de líneas de campo eléctrico de la figura 3.4, correspondiente a 4 cargas puntales Q 1 ,
Q 2 , Q 3 y Q 4 , los signos de éstas cargas son, respectivamente

a +, +, −, +

b −, +, +, +

c +, −, −, −

d −, +, −, −

e −, +, −, +
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 51

b b

Q1 Q2

Q4 Q3
b b

Figura 3.4: Líneas de campo de cuatro cargas.

3.13

3.14

3.15
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 4
Energía potencial y potencial electrostático

El trabajo efectuado al mover la carga desde r a hasta r b es transferido al sistema de cargas q y q 0 . Se almacena en forma de
energía potencial; es la energía que mantiene las cargas a esa separación r ab aún en presencia del campo E . Si la separación
r b tiende a infinito, la energía almacenada será simplemente

kq q 0
U= ,
ra

o de manera genérica

kq q 0
U= ,
r
donde r es la separación final de las cargas, después de realizar el trabajo.
La separación r tendrá diferentes notaciones según la configuración final de las cargas. Por ejemplo, si se tiene una carga q 1
fija en cierta posición y una carga q 2 es desplazada desde el infinito hasta que esté separada una distancia r 12 de la carga q 1 ,
la energía potencial del sistema de cargas q 1 q 2 , se expresa

kq 1 q 2
U12 = .
r 12

Al traer una tercera carga q 3 desde infinito y fijarla cerca a q 1 , a una separación r 13 , hay una contribución extra a la energía
del sistema, expresada como

kq 1 q 3
U13 = .
r 13

Adicionalmente, la tercera carga q 3 queda cerca a q 2 , a una separación r 23 , hay otra contribución a la energía del sistema,
expresada como

kq 2 q 3
U23 = .
r 23

Entonces, al traer la segunda carga cerca a q 1 y después traer la tercera cerca a q 1 y q 2 , el trabajo realizado se transfiere al
sistema y se almacena en forma de la energía potencial total

U = U12 +U13 +U23 ,


54 Energía potencial y potencial electrostático

expresada de forma explícita como

kq 1 q 2 kq 1 q 3 kq 2 q 3
U= + + .
r 12 r 13 r 23

Ejercicios

4.1 En un punto en el vacío con coordenadas (1, 2, −5) se ha detectado que el potencial está dado por la función
V = 6x y 2 z. Las distancias están dadas en metros y el potencial en voltios.

a Calcule el campo eléctrico en ese punto

b Calcule la densidad de energía eléctrica en ese punto

4.2 Tres cargas con valores de q1 = 1 mC, q2 = −2mC y 3mC, están en las coordenadas (0, 0, 4), (−2, 5, 1) y (3, −4, 6),
respectivamente, determinar el potencial en cualquier punto de coordenadas (x, y, z) y evaluar el campo eléctrico
para el mismo punto.

4.3 Un electrón se mueve en línea recta sobre el eje x con una rapidez de 3.7×106 m/s, en x = 0; en x = 2 m la rapidez
se reduce a 1.4 × 105 m/s. Calcule la diferencia de potencial entre los puntos x = 0 y x = 2

4.4 Calcule la energía potencial de un sistema de 4 cargas idénticas (carga Q igual para todas) situadas en las esqui-
nas de un cuadrado de lado a.

4.5 Calcule la energía potencial de un sistema de 8 cargas e localizadas en los vértices de un cubo de lado a y una
carga −2e situada en el centro del cubo. Discuta sobre la estabilidad del sistema. Si a = 4 Å, determine el valor de la
energía en electronvoltios.

4.6 Dos esferas conductoras de radios r 1 y r 2 están en contacto eléctrico, como se muestra en la figura 4.1, de modo
que la carga total del cuerpo formado por las dos esferas es Q. Encuentre una expresión para la diferencia de potencial
entre los centros de las esferas

Figura 4.1: Esferas conductoras en contacto.

4.7 La distancia entre el ión de K+ y el Cl− en el cloruro de potasio, es de 2.8 × 10−10 m. Calculen la energía necesaria
para separar los dos iones hasta una distancia infinita, si se supone que inicialmente están en reposo.

4.8 El cañón de electrones de un tubo de rayos catódicos, dispara los electrones sobre una pantalla de televisión. Los
electrones parten del reposo y son acelerados a través de una diferencia de potencial de 30 000 voltios.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 55

a ¿Cuál es la energía de los electrones al llegar a la pantalla?

b ¿Con que velocidad llegan los electrones a la pantalla?

4.9 Dos gotas de lluvia idénticas, las cuales tienen electrones sobrantes en su superficie para dar un carga neta −q
en cada una de ellas, se encuentran y forman una sola gota más grande. Antes de combinarse, las características de
cada gota son como sigue:

a. Densidad de carga superficial σ0 .

b. Campo eléctrico E 0 en la superficie.

c. Potencial eléctrico V0 en la superficie (con respecto a V = 0 en r = ∞).

Para la gota combinada, encuentre estas tres cantidades en términos de sus valores originales.

4.10 Una pequeña esfera de 2×10−3 kg de masa cuelga de una cuerda entre dos placas paralelas verticales separadas
5 cm. La carga de la esfera es 6 nC. Calcule la diferencia de potencial que hay entre las placas si la cuerda forma un
ángulo de 10◦ con la vertical.

4.11 Una electrón con una rapidez inicial de 5 m/s, se mueve desde un punto A que está a un potencial de 200 V
hasta otro punto B que está a un potencial de 800 V, ¿cuál es su rapidez en el punto B?

4.12 Un electrón es acelerado desde el reposo, a través de una diferencia de potencial de 1.8 × 105 V. Determine la
velocidad final del electrón, la energía cinética en joules y en electronvoltios.

4.13 Para el sistema de cargas que aparece en la figura 4.2, determine:


a la energía potencial en joules;

b la energía potencial en eV;

c la estabilidad del sistema.


+e
m
10
10 −

−2e 105◦

+e
Figura 4.2: Sistema de cargas.

4.14 Hay una esfera 1, conductora de radio 2 cm, con carga Q, se pone en contacto con otra esfera 2, conductora de
radio 4 cm, con carga 2Q. Señale la afirmación correcta

a el potencial en la superficie de la esfera 1 es igual al de la superficie de la esfera 2


56 Energía potencial y potencial electrostático

b el potencial en la superficie de la esfera 1 es el doble que el de la superficie de la esfera 2

c el potencial en la superficie de la esfera 2 es el doble que el de la superficie de la esfera 1

d el potencial en la superficie de la esfera 1 es el cuádruple que el de la superficie de la esfera 2

e el potencial en la superficie de la esfera 2 es el cuádruple que el de la superficie de la esfera 1

4.15 Dos esferas conductoras de radios 4.0 × 10−2 m y 10 × 10−2 m con cargas iniciales de 25 × 10−9 C y 30 × 10−9 C,
respectivamente, se ponen en contacto. Las cargas finales de las esferas al separarlas de nuevo son

a q 1 f = 27.5 × 10−9 C y q 2 f = 27.5 × 10−9 C

b q 1 f = 55 × 10−9 C y q 2 f = 55 × 10−9 C

c q 1 f = 22.5 × 10−9 C y q 2 f = 7.5 × 10−9 C

d q 1 f = 3.75 × 10−9 C y q 2 f = 26.25 × 10−9 C

e q 1 f = 15.71 × 10−9 C y q 2 f = 39.26 × 10−9 C

4.16 En una región del espacio cambia con la coordenada zsegún la ecuación −250z, en unidades de SI. Entonces,
el campo eléctrico en z = 0.05 m es

a 12.5 kb N/C

b −250 kb N/C

c 5000 kb N/C

d −12.5 kb N/C

e 250 kb N/C

4.17 Un protón se coloca entre dos placas conductoras en el vacío. La diferencia de potencial entre las las placas es
36000 V. Si el protón se libera desde el reposo desde la placa positiva, su energía cinética al llegar a la placa negativa es

a 5.8 × 10−15 J

b 3.8 × 10−15 J

c 8.2 × 10−15 J

d 9.8 × 10−15 J

e 2.8 × 10−15 J

4.18 Cuatro cargas están sobre los vértices de un rectángulo, de lados a = 3.8 × 10−10 m y b = 4.2 × 10−10 m, como se
ve en la figura 4.3. Si las cargas son q 1 = e, q 2 = −2e, q 3 = 2e, q 4 = −e, la energía potencial del sistema es

a -22.13 eV

b -35.41 eV

c 7.44 eV

d -5.17 eV
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 57

e -7.72 eV
q4 q3
b b

b b

q1 a q2

Figura 4.3: Cuatro cargas sobre los vértices de un rectángulo.

4.19 Suponga que la batería, de 12.0 V, de una motocicleta mueve 5000 C. La energía que transporta la batería es
a 7.2 × 105 J

b 6.0 × 104 J

c 4.17 × 102 J

d 16.4 × 104 J

e 64.4 × 104 J

4.20 En un día seco, la densidad superficial de carga sobre la corteza terrestre es −1 nC/m2 . Si se considera a la Tierra
como un conductor, la diferencia de potencial a 3 metros respecto a la superficie de la Tierra es

a 339 V

b −339 V

c 3V

d −3 V

e 0V

4.21 Un electrón se mueve en línea recta con una rapidez de 1.2×104 m/s, cuando pasa por un punto 1; en un punto
2 la rapidez ha cambiado a 2.5 × 107 m/s. La diferencia de potencial entre los puntos 1 y 2 es

a 16014 V

b 2775 V

c 38.9 V

d 34.9 V

e 1779 V
58 Energía potencial y potencial electrostático

4.22 En un equipo de pintura electrostática las gotas de pintura son repelidas, hacia el objeto a pintar, con un po-
tencial de 25.0 kV. Si la masa promedio de cada gota de pintura es 0.1 mg y su rapidez al llegar al objeto cargado es
10 m/s, su carga eléctrica es

a 6.00 × 10−9 C

b 4.80 × 10−14 C

c 2.00 × 10−10 C

d 2.72 × 10−12 C

e 6.40 × 10−12 C

4.23 En la figura 4.4 se representan las líneas de campo y equipotenciales de dos cargas positivas iguales. Además,
se indica la dirección de aumento del voltaje. La representación es

Errónea

Correcta

Figura 4.4: Líneas de campo y equipotenciales.

4.24 Hay dos esferas conductoras: una con carga q1 = 3.4 nC y radio 2 cm; otra, con carga q2 = 3.8 nC y radio 5 cm.
Las dos esferas se ponen en contacto hasta que alcanzan el equilibrio electrostático, luego se separan. Al final, los
potenciales sobre la superficie de las esferas es

a V1 = 925.7 V y V2 = 925.7 V

b V1 = 1620.0 V y V2 = 648.0 V

c V1 = 1620.0 V y V2 = 1620.0 V

d V1 = 648.0 V y V2 = 648.0 V

e V1 = 1530.0 V y V2 = 684.0 V

4.25 El domo de la esfera metálica de un generador de Van de Graaff tiene un diámetro de 25.0 cm. Si “genera” un
voltaje de 100 kV sobre la superficie, la carga sobre ella es

a 5.67 µC

b 7.86 µC
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 59

c 1.39 µC

d 3.75 µC

e 1.60 µC

4.26 Una esfera plástica de 0.5 cm de diámetro tiene una carga de 40 × 10−12 coulomb, distribuida de manera uni-
forme sobre la superficie. El potencial en la superficie es

a 720 voltios

b 144 voltios

c 96 voltios

d 125 voltios

e 200 voltios

4.27 La distancia desde una carga puntual de 1 µC a la cual el potencial es 100 voltios, es
a 90 metros

b 180 metros

c 120 metros

d 2400 metros

e 0.24 metros

4.28 La figura 4.5 muestra un conjunto de líneas equipotenciales. La separación en las cuadrículas es de 2.0 cm.

a Dibuje el vector campo eléctrico en el punto D y escriba su magnitud.

b Dibuje el vector de campo eléctrico en los puntos A, B, C

Figura 4.5: Distribución de líneas equipotenciales.

 . Si se ubica el origen
4.29 La figura muestra un campo eléctrico uniforme, de magnitud 3600 N/C, en la dirección − b
de coordenadas en el punto C , el potencial está dado por

a 216x + 288y
60 Energía potencial y potencial electrostático

b −360x − 360y

c −0.6x − 0, 8y

d 3600y

e −216x − 288y

Figura 4.6: Campo eléctrico uniforme.

4.30 En la figura 4.7 se representan las líneas de campo y equipotenciales de dos una carga negativa de magnitud
tres veces mayor a de otra carga positiva. Además, se indica la dirección de aumento del voltaje. La representación es

Errónea

Correcta

Figura 4.7: Líneas de campo y equipotenciales de dos cargas.


Capı́tulo 5
Condensadores y dieléctricos

Figura 5.1: Algunos condensadores de diferentes tipos. Imagen de google imágenes: https://www.google.es/imghp?hl=es.

Los condensadores, algunos de ellos mostrados en la figura 5.1, también conocidos como capacitores, son elementos esen-
ciales de los circuitos; se usan para almacenar temporalmente cargas eléctricas, lo que equivale a almacenar energía, que
luego puede liberarse con algún propósito. La propiedad de almacenar carga eléctrica temporalmente se aprovecha también
para absorber un aumento repentino de potencial, conocido como pico de voltaje. Otros usos de describirán en este capítulo.
Conceptualmente un condensador es un par de conductores separados o aislados eléctricamente, como el par de placas
paralelas en forma de disco de la figura 5.2. En la imagen se puede apreciar, conectado a las placas, un multímetro con la
función de medida de la capacitancia, de la cual se hablará más adelante. El multímetro ajustado para tomar esta medida se
conoce como capacímetro.
El único requisito para tener un condensador, o sea un dispositivo con la capacidad de almacenar carga eléctrica, es la
presencia de dos conductores, separados por un medio aislante; no es necesaria la conexión del par de conductores a una
fuente de voltaje, solo que en estas condiciones no almacenará carga eléctrica. Lo que se conoce como proceso de carga
comienza al aplicar una diferencia de potencial V entre las placas, o sea, al conectar una placa al terminal positivo de una
fuente de voltaje y la otra placa al terminal negativo. Cuando se cierra el circuito, los electrones libres de la placa que está
conectada al terminal positivo se mueven hacia ese terminal, de modo que la placa queda con defecto de electrones. Es decir,
queda con una carga neta +Q. Mientras esto ocurre en esta placa, los electrones libres del terminal negativo de la fuente son
62 Condensadores y dieléctricos

Figura 5.2: Condensador de placas paralelas de PASCO®. La capacidad de almacenar carga, se mide con el capacímetro. Noten que el
condensador no está conectado a ninguna fuente de energía.

atraídos por la otra placa, por lo que al final queda con una carga neta −Q.

Resumen del proceso

Al cerrar el circuito se rompe el equilibrio electrostático en el material conductor del sistema. Se almacenan cargas +Q
y −Q en las placas, con lo que aumenta gradualmente la diferencia de potencial entre ellas. Cuando esa diferencia es
igual a la diferencia de potencial V de la fuente, todo el circuito es equipotencial, por lo que se detiene la transferencia
de cargas. Cuando el proceso llega a esta etapa se dice que el condensador tiene una carga Q almacenada.

Advertencia

Decir que el condensador almacenó una carga Q, no quiere decir que este tiene carga neta. De hecho la carga neta es
cero, pues en una placa hay carga +Q y en la otra −Q, por lo que el sistema de las dos placas tiene carga cero. Lo que
se puede afirmar, si se suponen infinitas las placas, es que existe una diferencia de potencial V entre las placas y un
campo eléctrico uniforme de magnitud E en la región entre las placas, relacionados por la ecuación

V = Ed,

donde d es la separación entre las placas.


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 63

Ejercicios

Ejercicios

5.1 Calculen el voltaje aplicado a un condensador de 2.00 µF para que almacene una carga de 3.10 µC.

5.2 Calcule la capacitancia de un condensador para que almacene 3.00 µC con un voltaje aplicado de 120 voltios.

5.3 Dos placas conductoras, en forma de disco con radio 10 cm, están separadas por una placa aislante. Se han
conectado a una fuente hasta tener una diferencia de potencial de 18 V entre ellas. Se desconecta la fuente y se retira
la placa aislante cuidadosamente, para no alterar la separación entre las placas. Se observa que ahora la diferencia de
potencial entre las placas es 27.8 V. La constante dieléctrica del aislante es

a 9.80

b 3.22

c 2.55

d 1.54

e 3.44

C 2
5.4 El diamante tiene permitividad eléctrica 1.46 × 10−10 Nm 2 . Calcule la constante dieléctrica del diamante.

5.5 En un condensador de placas paralelas, la separación entre ellas es 2 mm y se encuentran a una diferencia de
potencial de 50 V, con la placa superior al potencial más alto, como se ve en la figura 5.3. El material dieléctrico que
separa las placas es lineal, homogéneo e isotrópico, con permitividad relativa de 1.5. Determine

a los vectores E , D y P en la región entre las placas

b la diferencia de potencial en la región entre placas, como función de las coordenadas

50 V
2 mm ǫr = 1,5
0V

Figura 5.3: Condensador de placas paralelas con dieléctrico.

5.6 En un condensador de placas paralelas, estas se encuentran separadas por 0.8 mm y a una diferencia de potencial
de 50 voltios. Si el medio que separa las placas es un dieléctrico con constante dieléctrica εr = 3.5, la magnitud de la
polarización en la región entre placas es

a 4.42 × 10−7 C/m2

b 0.62 × 10−7 C/m2

c 3.98 × 10−7 C/m2

d 1.38 × 10−6 C/m2

e 7.74 × 10−7 C/m2


64 Condensadores y dieléctricos

5.7 Un campo eléctrico se propaga de una región con ε1r = 2.8, con un ángulo de 35◦ , hacia otra región de permi-
tividad ε2 . El ángulo final, respecto a la normal en la frontera entre los materiales es 39◦ . La permitivdad relativa del
segundo material, es

a 2.0

b 2.4

c 1.2

d 3,4

e 3.9

5.8 En la figura 5.4 se representa el paso de campo eléctrico desde un material dieléctrico con permitividad relativa
ε1 = 2.5 hacia otro material dieléctrico con permitividad relativa ε2 = 1.8. Señale la opción que mejor representa al
vector de campo eléctrico transmitido

A B C D

permitividad ε2

permitividad ε1

θ1

Figura 5.4: Paso de campo eléctrico en lainterface entre dos dieléctricos.

5.9 Un par de discos metálicos de radio 10 cm están separados 2 mm y se colocan uno frente al otro para formar un
condensador de placas paralelas. El medio que separa las placas es aire, inicialmente. Se conectan a una fuente para
cargarlos de modo que quedan con una diferencia de potencial de 5 V.

a Determine la carga almacenada en el condensador

b Si ahora se desconecta la fuente y cuidadosamente se inserta una lámina de material dieléctrico en medio de las
placas y se encuentra que la diferencia de potencial entre placas disminuye de 5 a 3.2 V, determine la constante
dieléctrica del material

5.10 Un cable coaxial tiene un alambre, de 0.8 cm, en su interior y una coraza cilíndrica exterior, de radio 1.2 cm.
Determinen la capacitancia de un kilómetro de ese cable coaxial.

5.11 El área de las placas paralelas de un condensador es 200 cm2 y su separación es 3 mm. La densidad de carga es
1 µC/m2 . El material que separa las placas es polipropileno (²r = 2.25)

a. Calculen la diferencia de potencial entre las placas

b. Determinen la capacitancia del condensador

5.12 Hay tres condensadores 1, 2 y 3, de placas paralelas con diferentes áreas y separación como se indica abajo. Si
las capacitancias de estos condensadores son, C 1 , C 2 y C 3 , respectivamente, el orden de esas capacitancias es

a C1 < C3 < C2
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 65

b C2 < C1 < C3

c C2 < C3 < C1

d C3 < C1 < C2

e C1 < C2 < C3

condensador 1: con área A y separación d /2

condensador 2: con área A/2 y separación 2d

condensador 3: con área A y separación d

5.13 Si la capacitancia de un par de placas paralelas de área 5.00 m2 , separadas por una capa de teflón de 0.1 mm es
0.93 µF, determinen la permitividad relativa del material.

5.14 La constante dieléctrica del neopreno es 6.7. Calculen la carga que se almacena en un condensador formado
por dos placas paralelas de área 1.5 m2 , separadas por una capa de 0.02 mm de neopreno, conectadas con un potencial
de 9 voltios.

5.15 En un circuito integrado un condensador consiste en una capa de dióxido de silicio (²r = 4) de 1 µm de grosor,
que se ha depositado sobre un sustrato conductor y se recubre con una capa delgada metálica de área A. Determine
el área requerida para que la capacitancia sea 2 nF.

5.16 Dos placas conductoras, en forma de disco con radio 10 cm, están separadas por una placa aislante de 1.25 mm
de grosor. Se han conectado a una fuente hasta tener una diferencia de potencial de 10 V entre ellas. Se desconecta
la fuente y se retira la placa aislante cuidadosamente, para no alterar la separación entre las placas. Se observa que
ahora la diferencia de potencial entre las placas es 25 V. La capacitancia de este condensador con el aislante es

a 0.22 nF

b 0.90 nF

c 0.56 nF

d 0.28 nF

e 0.23 nF

5.17 Se quiere diseñar un condensador para almacenar una carga de 2 µC. Se dispone de una fuente de 3 kV y dos
placas metálicas de 250 cm2 cada una. ¿Cuál debería ser la separación entre ellas?

5.18 Una nube, en una tarde de tormenta, tiene 900 C de carga y hay una diferencia de potencial de 90 MV entre ella
y la superficie de la Tierra, que se encuentra 1 kilómetro abajo. Calculen la capacitancia y la energía almacenada.

5.19 Dos condensadores de 1 µF y de 2 µF se conectan en paralelo y se establece una diferencia de potencial a través
de la combinación de esos condensadores. El condensador de 2 µF tiene

a el doble de carga que el condensador de 1 µF

b la mitad de la carga del condensador de 1 µF

c el doble de diferencia de potencial que el de 1 µF


66 Condensadores y dieléctricos

d la mitad de la diferencia de potencial que el de 1 µF

e la misma carga que el de 1 µF

5.20 Supongan que necesitan llevar, a una práctica de física, un condensador de 750 µF y les ofrecen en promoción
una caja con muchos condensadores de 1.5 µF. El vendedor les asegura que con ellos pueden armar el condensador
requerido. Determinen el mínimo número de condensadores de ese valor, y la forma de combinarlos, para obtener el
de 750 microfaradios. ¿Será buena idea aceptar la promoción para esa tarea?

5.21 La capacitancia equivalente, entre los puntos a y b, de la combinación de condensadores de la figura 5.5 es
a. 75 µF

b. 15 µF

c. 10 µF

d. 5 µF

e. 25 µF

15 µF 10 µF

10 µF 10 µF
F

15 µF 10 µF

Figura 5.5: Arreglo de condensadores del ejercicio 5.21.

5.22 La capacitancia equivalente, entre los puntos a y b, de la combinación de condensadores de la figura 5.6 es
a 40 µF

b 20 µF

c 60 µF

d 100 µF

e 15 µF
40 µF 40 µF

40 µF 40 µF
µF
20

40 µF 40 µF
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 67

Figura 5.6: Arreglo de condensadores para el ejercicio 5.22.

5.23 Calculen la capacitancia equivalente entre los puntos a y b de la figura 5.7


15 µF 10 µF 10 µF

10 µF 10 µF 10 µF

µF
F

10
b

15 µF 10 µF 10 µF

Figura 5.7: Arreglo de condensadores del ejercicio 5.23.

5.24 La carga almacenada en el condensador de 4 µF de la derecha, en la figura 5.8, es


a 60.0 µC

b 18.0 µC

c 72.0 µC

d 36.0 µC

e 12.0 µC

6 µF

4 µF 4 µF 4 µF

12 V

6 µF 6 µF

Figura 5.8: Arreglo de condensadores para el ejercicio 5.24.

5.25 Evalúen la capacitancia equivalente de la configuración mostrada en la figura 5.9. Todos los condensadores son
idénticos, y cada uno tiene capacitancia 100 µF.

Figura 5.9: Configuración de condensadores del ejercicio 5.25.


68 Condensadores y dieléctricos

5.26 Deduzcan una expresión para la capacitancia del condensador de placas de la figura siguiente. El área de la
placa de la izquierda es A y la otra placa está doblada a la mitad de la altura.

Figura 5.10: Condensador de placas del ejercicio ??.

5.27 Hay tres condensadores, C 1 = 1 µF, C 2 = 8 µF y C 3 = 5 µF, que se conectan en serie con una diferencia de poten-
cial de 20 V. La carga almacenada es
a 144 µC

b 30 µC

c 15.1 µC

d 280 µC

e 5.2 µC

5.28 Hay tres condensadores, C 1 = 22 µF, C 2 = 470 µF y C 3 = 10 µF, que se conectan en paralelo, con una diferencia
de potencial de 12 V. Señale la afirmación falsa
a la capacitancia equivalente es 502 µF

b la energía almacenada es 36144.0 J

c la carga en C 1 es 264 µC

d la carga en C 2 es 5640 µC

e la carga en C 3 es 120 µC

5.29 Para el arreglo de condensadores de la figura 5.11 determine la capacitancia equivalente entre los puntos a y b,
la carga almacenada en cada condensador, el voltaje en cada condensador y la energía del sistema. Los puntos a y b
están a una diferencia de potencial de 12 V.

3µ F 6µ F

a b
2µ F

Figura 5.11: Arreglo de condensadores para el ejercicio 5.29.


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 69

5.30 Calculen la carga y la energía almacenada en un condensador de 180 µF conectado con una diferencia de po-
tencial de 120 voltios.

5.31 Supongan que tienen una batería de 9.0 V, un condensador de 2.00 µF y otro de 7.40 µF.
a calculen la capacitancia, la carga y la energía almacenada si los condensadores se conectan en serie con la
batería.

b calculen la capacitancia, la carga y la energía almacenada si los condensadores se conectan en paralelo con la
batería.

5.32 Hay tres condensadores, C 1 = 10 µF, C 2 = 4 µF y C 3 = 6 µF, que se conectan con una diferencia de potencial de
20 V. Señale la afirmación correcta

a Si los condensadores se conectan en serie, la capacitancia equivalente es 20 µF

b Si los condensadores se conectan en paralelo la carga almacenada en el sistema es 4 × 10−4 C

c Si los condensadores se conectan en paralelo la diferencia de potencial entre los terminales de C 2 es 9.7 voltios

d Si los condensadores se conectan en paralelo, la capacitancia equivalente es 1.9 µF

e Si los condensadores se conectan en serie, la energía almacenada en el sistema es 4 × 10−3 J

5.33 El flash de una cámara fotográfica, completamente cargado almacena 27 joules y tiene una diferencia de po-
tencial de 300 voltios entre sus terminales. Calculen la capacitancia del flash.

5.34 Calculen la densidad de energía almacenada en el campo eléctrico de una tormenta, cuyo valor es 1.25×105 N/C

5.35 El flash de una cámara fotogáfica contienen un condensador que almacena la energía con la que produce el
destello. En una de esas unidades, con capacitancia de 850 µF, la diferencia de potencial entre placas es 280 V. La
energía usada para producir eldestello es

a 54 J

b 98 J

c 12 J

d 48 J

e 33 J

5.36 Un condensador de 3.3 F almacena energía suficiente para mantener en operación una lámpara de 75 W duran-
te un minuto. La diferencia de potencial entre los terminales del condensador, es

a 36 V

b 75 V

c 4.1 V

d 22.7 V

e 52 V
70 Condensadores y dieléctricos

5.37 El flash de una cámara fotográfica almacena energía en un condensador de 850µF que tiene una diferencia
de potencial de 280 voltios entre sus terminales. Esta energía se utiliza para producir un destello que dura 3.9 × 10−3
segundos. La potencia suministrada por el dispositivo es

a 8500 W

b 400 W

c 220 W

d 5200 W

e 33 W
Capı́tulo 6
Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Figura 6.1: Cargas eléctricas en movimiento.

Cuando se mueven cargas eléctricas a través de un área A, como en la figura 6.1 se establece una corriente eléctrica, que se
simbolizará con la letra i .
Los ejemplos de corrientes eléctricas abundan en la vida cotidiana y en el quehacer de diferentes profesiones o disciplinas. El
transporte de cargas es omnipresente, desde los relámpagos y paso de cargas a través de la atmósfera hasta las aplicaciones,
como la televisión, la radio, internet, entre otras, que dependen de la información transportada a través de corrientes eléc-
tricas. Biólogos, fisiólogos, profesionales de la medicina y otros profesionales tienen que ver con las corrientes a través del
sistema nervioso que controlan músculos y funciones vitales; son múltiples las aplicaciones ingenieriles como sistemas de
potencia, de almacenamiento de información, de iluminación, de sonido, etc. Más aún, a nivel global es importante estudiar
el flujo de partículas cargadas desde el Sol hacia el planeta Tierra, ya que ellas pueden afectar los sistemas de telecomunica-
ciones o estaciones terrestres de energía eléctrica.

Corriente a través de un área dada es la cantidad de carga que pasa por unidad de tiempo, es decir, la razón a la cual
las cargas se mueven a través de un punto. Matemáticamente se expresa

dQ
i= . (6.1)
dt
Las unidades, C/s, se definen en el sistema internacional como amperio, simbolizado A

C
A= .
s
72 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

El amperio se puede interpretar como la carga transferida a través del área, a razón de un coulomb por segundo.

Definición equivalente de corriente

La definición (6.1) se expresa de manera equivalente como


Z tf
Q= i dt . (6.2)
ti

Existe una interpretación gráfica de la ecuación (6.2), si se tiene en cuenta la interpretación geométrica de la integral
como un área. Entonces, la carga Q transferida durante un intervalo de tiempo ∆t = t f − t i , será él área de la región
acotada por la gráfica de corriente en función del tiempo, el eje horizontal y las dos rectas perpendiculares al eje
horizontal y lo cortan en los tiempos inicial y final del intervalo, como se ve en la figura 6.2.

i
i(t)

ti tf t

Figura 6.2: Corriente en función del tiempo. El área bajo la curva, para el intervalo de tiempo ∆t = t f − t i es la carga transportada durante
ese intervalo de tiempo.

Ejemplo 6.1 Cálculo de carga a partir de la gráfica de i (t )

En la figura 6.3 se ve el comportamiento de la corriente en función del tiempo para diferentes intervalos de tiempo.
Se quiere saber en cuál de ellos se transporta más carga.

Figura 6.3: Corriente en función del tiempo para diferentes intervalos de tiempo. Imagen de Halliday & Resnick, Fundamentals of
physics, tenth edition, ISBN: 978-1-118-23072-5, Wiley, 2014.
Las áreas para los intervalos a, b y c son iguales, por lo que la carga es la misma. Para el intervalo d es cero por
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 73

cuanto se suman dos áreas de igual magnitud pero una negativa y la otra positiva. En este intervalo de tiempo la carga
transportada es cero.

6.1 Principales mecanismos de transporte de cargas

Existen diferentes mecanismos de transporte de cargas eléctricas, pero solamente nos referiremos a dos: convección y con-
ducción. El mecanismo de convección ocurre cuando un medio cargado eléctricamente se mueve, como en un electrólito
donde se mueven iones positivos y negativos, lo que se ilustra en la imagen de la derecha en la figura 6.1.
El mecanismo de conducción se presenta por lo general en los metales, donde se mueven los llamados electrones libres,
mientras los “núcleos” (iones positivos) permanecen casi fijos. El término “núcleo”, que se conoce en inglés como el core,
se refiere al núcleo verdadero, junto con los electrones que están ligados fuertemente. Existen otros electrones, atraídos
con menos fuerza, que se llaman electrones libres; estos son los que participan en la conducción eléctrica y es a ellos a los
que nos referiremos como los electrones. En la figura 6.4 se representa una porción de un metal, donde los átomos están
dispuestos en un arreglo periódico, con los “núcleos”, localizados en unas posiciones casi fijas. En la imagen aparecen como
una carga positiva rodeada por una nube electrónica, que contiene la carga del átomo, excepto la de los electrones libres,
que se encuentran distribuidos por todo el material conductor.

Figura 6.4: Electrones libres en un arreglo periódico de iones positivos dentro de un metal.

Los movimientos de los electrones son de dos tipos: aleatorios y dirigidos. El aleatorio tiene lugar por agitación térmica, se
caracteriza porque no hay una dirección preferencial de la velocidad de los electrones; todas las direcciones tienen la misma
probabilidad de ocurrir, como se ilustra en la figura 6.5, por lo que, en ausencia de otro tipo de movimiento, la velocidad
media de los electrones es cero y, por tanto, no hay corriente neta en el material. Este movimiento de agitación térmica se
presenta en ausencia de campo eléctrico.

Corriente convencional

El movimiento dirigido comienza cuando el equilibrio electrostático se rompe al establecer una diferencia de poten-
cial a través del conductor; los electrones se mueven en una dirección preferencial, en contra de las líneas de campo
74 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

eléctrico, de menor a mayor potencial. Este movimiento dirigido de los electrones es en sentido contrario al que se
asigna a la corriente. El sentido asignado a la corriente es el mismo de las líneas de campo, o sea, va de mayor a menor
potencial. La corriente con este sentido se llama corriente convencional. Noten que es la dirección en que se moverían
las cargas positivas.

El movimiento de los electrones


es completamente aleatorio
en ausencia de campo

Figura 6.5: Movimiento térmico aleatorio de los electrones dentro de un metal en equilibrio electrostático.

I
− ∆V +

II

e−e

conductor en equilibrio Un campo eléctrico rompe


electrostático el equilibrio electrostático
I=0
Figura 6.6: En ausencia de campo eléctrico un conductor está en equilibrio. Cuando una fuente establece una diferencia de potencial, hay
circulación de corriente en sentido contrario al del movimiento de los electrones.

El movimiento dirigido de los electrones se sostiene en un circuito gracias a una fuente de potencia, llamada a veces, f. e. m.
o simplemente, la fuente.; en la figura 6.6 se ilustran las situaciones de equilibrio electrostático, en la imagen de la izquierda
donde la velocidad media térmica de los electrones es cero y de no equilibrio, en la imagen de la derecha, cuando se aplica
una diferencia de potencial que rompe el equilibrio y los electrones se mueven en sentido contrario al de la corriente. En el
primer caso, el conductor se encuentra al mismo potencial, con campo eléctrico nulo en su interior. Al conectar la batería,
se produce un campo eléctrico entre los extremos del conductor, el cual causa su movimiento a través del material; este
movimiento es lo que se identifica como corriente i .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 75

En este capítulo se considerarán solamente fuentes que suministran una diferencia de potencial constante, conocidas
como de corriente directa. Otro tipo de fuentes, las de corriente alterna, se considerarán en capítulos posteriores. Es
muy común el uso del símbolo I , con mayúscula, para representar la corriente constante, como se hace en la figura 6.6.

I I

Figura 6.7: Representación esquemática de un circuito.

El escenario más común para el transporte de cargas es un circuito, en el cual la fuente E es responsable del movimiento de
los electrones, o sea, la corriente que alimenta diversos dispositivos, como en el caso del circuito simple esquematizado en
la figura 6.7. En ella aparecen algunos dispositivos genéricos, simbolizados por un rectángulo, que puede remplazarse por un
condensador, resistencia lámpara, inductancia, diodo, entre otros. Algunos de estos dispositivos con sus símbolos dentro de
los esquemas de circuitos se muestran en la tabla 6.1.

Tabla 6.1: Símbolos de algunos dispositivos dentro de los circuitos.

Dispositivo Símbolo

fuentes

resistencias

condensadores

inductancias

lámparas

6.2 Modelo microscópico de la conducción

En los circuitos, al establecer una diferencia de potencial, el campo eléctrico ejerce fuerza, sobre los electrones, de carga −e
y masa m, dada por

F e = −eE .
76 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Sin embargo, los electrones no tienen una aceleración permanente por efecto de F e , por cuanto están sometidos a otras
interacciones debidas a choques dentro del sólido al viajar de átomo en átomo. Su rapidez no aumenta de manera continua,
más bien cada electrón se comporta como si fuera frenado en cada choque, impulsado de nuevo por el campo eléctrico hasta
lograr cierta rapidez, que pierde al chocar y así sucesivamente. El resultado es que en promedio viajan con una velocidad
media de deriva, v d .
En promedio, los electrones experimentan un cambio en su cantidad de movimiento, ∆p, cada cierto intervalo de tiempo τ,
llamado tiempo medio entre colisiones. Al aplicar la aproximación de impulso de la mecánica, con ∆v = v d , se tiene
∆p m∆v vd
F e = −eE = = =m ,
∆t τ τ

entonces, la velocidad de deriva es



vd = − E,
m
que es proporcional al campo eléctrico y depende del tiempo medio entre colisiones τ. Este tiempo τ está determinado por
la disposición de los átomos y la configuración de los electrones ligados, lo que equivale a decir que depende del material
conductor. Esta dependencia del material está relacionada con propiedades físicas intrínsecas de cada conductor que invo-
lucran conceptos como el de tiempo medio entre colisiones y el de movilidad de los portadores de carga, que se define como
el cociente v d /E ,
v d eτ
= .
E m
Si el tiempo entre colisiones es grande, los electrones recorren “más camino” antes de chocar de nuevo y detenerse; esto a ni-
vel global significa más movilidad y, por tanto, mayor corriente. En unos materiales los electrones tendrán mayor movilidad,
que en otros. Unos materiales serán más conductores que otros.

La definición de movilidad puede aplicarse a portadores con cualquier valor de carga y masa. Por ejemplo, para los
núcleos con su nube de electrones ligados, la masa es mucho más grande que la de los electrones libres. Esto explica
porque su movilidad es insignificante y prácticamente permanecen fijos en sus posiciones de equilibrio.

6.3 Densidad de corriente

Como continuación de la descripción microscópica de la conducción, consideren un volumen dado de un conductor, por el
que circulan cierto número de cargas por unidad de volumen, se simboliza por n, esto es,

# de cargas
n= .
V ol
En un intervalo de tiempo ∆t cada carga recorre una distancia v d ∆t , como se en la figura 6.8. En ese tiempo pasará por un
área ∆A una cantidad de carga ∆Q. El volumen que contiene a las cargas que han pasado en el intervalo ∆t es

∆V ol = v d ∆A∆t ,

el cual contiene, entonces, un número de cargas dado como densidad por volumen, esto es,

n∆V ol = nv d ∆A∆t .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 77

Figura 6.8: Cargas en movimiento a través de un área A. Imagen tomada de Physics for scientists and engineers, sixth edition [10].

Entonces, si todos los portadores son de la misma carga q, la cantidad de carga ∆Q que pasa en el intervalo de tiempo ∆t ,
será

∆Q = qnv d ∆A∆t .

La razón a la que se mueven esas cargas se obtiene al dividir por el intervalo de tiempo. Es decir

∆Q
= qnv d ∆A.
∆t

Al tomar el límite ∆t → 0, se tiene, por definición, la corriente dI que atraviesa el área dA, esto es,

dI = nq vdA.

Es importante advertir que esta expresión se obtuvo para v d perpendicular a la sección transversal A. Para generalizar, al
caso de v d que forma un ángulo θ con la normal a la superficie, se recurre al vector diferencial de área

dA = dA n.
b

Con esto se tiene

dI = nq v · dA

Si definimos el vector J ≡ nq v , por lo cual, resulta

dI = J · dA.
78 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

El vector J que se ha definido, se llama densidad de corriente. Es una de las cantidades más importantes del electro-
magnetismo y se puede interpretar como la cantidad de cargas que fluyen a través de una superficie, por unidad de
tiempo y por unidad de área. Sus unidades en el sistema internacional son A/m2

Para una superficie macroscópica, se suman un número muy grande de dI , con lo que resulta para toda la superficie S
Z
I = J · dA
s

Es decir, la corriente es el flujo del vector J a través de la superficie de integración S. Si la corriente entra a la superficie, es
negativa; si sale es positiva. Esto es fácil de entender al examinar la figura 6.9.

Figura 6.9: Ayuda para determinar el signo de la corriente. Imagen tomada de Physics for scientists and engineers, sixth edition [10].

6.3.1. Principio de conservación de la carga eléctrica


Si la superficie a través de la cual pasan las cargas es cerrada, la corriente es
I
I = − J · dA,

lo que equivale, por la definición de corriente, a

dQ
I
=− J · dA.
dt
Este es el enunciado matemático del principio de conservación de la carga eléctrica. Quiere decir que si hay un flujo de J que
sale de una superficie cerrada, entonces la cantidad de carga debe disminuir para compensar el flujo y viceversa, o sea,

dQ
I
= − J · dA.
dt
Esa carga se transferirá de la superficie cerrada a otra región del espacio.

6.3.2. Conductividad eléctrica y ley de Ohm


Cuando los portadores de carga son electrones, q = −e, por tanto, la velocidad de deriva es

v =− E,
m

y la densidad de corriente es J = −nev . Entonces,

ne 2 τ
J= E. (6.3)
m
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 79

Para un campo eléctrico dado, la densidad de corriente en un material dado dependerá de la densidad de sus portadores de
carga y del tiempo medio ente colisiones.
La cantidad que contiene, en la ecuación (6.3), la combinación de densidad de portadores y tiempo entre colisiones, se define
como conductividad del material, simbolizada como σ y es una propiedad intrínseca de cada material.

ne 2 τ
σ≡ . (6.4)
m

Con esta definición de la conductividad, la ecuación (6.3) toma la forma equivalente

J = σE . (6.5)

Esta relación se conoce como ley de Ohm.


Las unidades de la conductividad se obtienen por análisis dimensional en la ecuación (6.5). Por la ley de Ohm, se tiene la
ecuación dimensional
A V
[J ] = 2
= [σ] .
m m

Entonces, las unidades de conductividad son

A
[σ] =
Vm

Se define el siemens (S) como amperio sobre voltio, que equivale en unidades fundamentales a

s3 A2
S = A/V = ,
m2 kg

por lo que las unidades de conductividad son

S s3 A2
[σ] = = 3 .
m m kg

El inverso de la conductividad se llama resistividad eléctrica y se simboliza ρ, esto es,

1
ρ≡ .
σ

Entonces, las unidades de resistividad son

V m m3 kg
[ρ] = = 3 2 .
A s A

Otra unidad eléctrica muy utilizada es el ohmio, Ω, definido como voltio sobre amperio

V m2 kg
Ω= = 3 2 ,
A s A

por lo quelas unidades de resistividad también se expresan como

Vm
[ρ] = = Ω m.
A
Una clasificación muy simplificada de los materiales, según sus resistividades se ilustra con algunos ejemplos en la tabla 6.2.
80 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Tabla 6.2: Algunos valores aproximados de resistividades

TIPO DE MATERIAL resistividad (Ωm)


C ONDUCTOR : Cu, Al, Fe, Ni, Au, Ag, Pt ∼ 10−8
A ISLANTE : azufre ∼ 2 × 1015
A ISLANTE : cuarzo ∼ ×1013
A ISLANTE : vidrio ×1014
S EMICONDUCTOR : germanio 0.46
S UPERCONDUCTOR : en estado normal ∼ 2 × 10−5
S UPERCONDUCTOR : en estado superconductor 0

Figura 6.10: Sección recta de un alambre conductor. Imagen tomada de Physics for scientists and engineers, sixth edition [10].

6.3.3. Ley de Ohm para un alambre conductor


En un conductor recto con sección transversal de área A uniforme, longitud L, como el de la figura 6.10, el campo aplicado E
es uniforme y se establece una diferencia de potencial ∆V = E L entre los extremos del conductor. La ley de Ohm general es

J = σE .

La corriente, a través de un área A, se calcularía como


Z
I= J · dA,

lo cual resulta una tarea muy complicada y tal vez imposible en la práctica para una situación general, como se infiere de la
figura 6.11. Afortunadamente, para el conductor recto el cálculo se simplifica enormemente.
En el conductor J es uniforme y paralela a A n,
b por lo que
Z Z
I= J · dA = J dA = J A.

Entonces para el conductor recto, por la ley de Ohm, resulta

σA∆V
I = σE A =
L
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 81

Figura 6.11: Densidad de corriente en el caso general. Imagen tomada de Physics for scientists and engineers, sixth edition [10].

Esta forma de la ley de Ohm para el conductor recto, se escribe de manera equivalente

I ρL
∆V = I= I.
σA A

Resistencia eléctrica

La diferencia de potencial entre los extremos del conductor es directamente proporcional a la corriente a través de él.
ρL
La constante de proporcionalidad, A , se llama resistencia eléctrica del alambre de longitud L, sección transversal de
área A y resistividad ρ.

ρL
Si se simboliza a la resistencia como R = A , y la diferencia de potencial se escribe simplemente ∆V = V , entonces

V = I R. (6.6)

Para un material denominado óhmico el voltaje en función de la corriente aplicada se comporta como en la gráfica de la
izquierda en la figura 6.12. La relación del voltaje en función de la corriente es completamente lineal y la pendiente de la
línea es la resistencia R del material. En contraposición, los materiales para los que el voltaje no depende linealmente de
0,002

0,06
experimental
ajuste

0,04

0,02
Voltaje (V)
Voltaje (V)

0 0,001

-0,02

-0,04

-0,06
0
-2 -1 0 1 2 0 0,2 0,4 0,6 0,8 1
Corriente (mA) Corriente (mA)

Figura 6.12: Voltaje en función de la corriente, para material óhmico (izquierda) y paramaterial no óhmico (derecha).

la corriente linealmente, se denominan materiales no óhmicos, como el correspondiente a la gráfica de la derecha en la


figura 6.12.
82 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Interpretación física de la ecuación (6.6).

La diferencia de potencial,

V = I R,

es la caída de potencial a través de una resistencia R por la que circula una corriente I . La dirección de la corriente
es la dirección en la cual disminuye el potencial, como se ve en la figura 6.13. En otras palabras, en la dirección de la
corriente ∆V = V es negativo, por cuanto el potencial es mayor en el terminal de entrada de la corriente y menor en
el terminal final.

+ V − I

R
Figura 6.13: Caída de potencial a través de una resistencia R.

6.3.4. Disipación de potencia


El trabajo realizado por el campo eléctrico para desplazar una carga dq es

dW = V dq

La rapidez a la cual se realiza ese trabajo es la potencia que suministra la fuente, o sea,

dW dq
p= =V = I V.
dt dt
Esa potencia entregada por la fuente, se transfiere a un dispositivo que puede ser una batería que se conecta para cargar;
puede ser una resistencia a través de la cual pasa corriente. En este último caso al pasar una corriente I a través de un material
conductor óhmico de resistencia eléctrica R, la energía se disipa en forma de calor; este fenómeno inevitable en los circuitos
resistivos se denomina efecto Joule. La potencia suministrada por la fuente al material resistivo, produce su calentamiento y
en última instancia, transferencia de calor al entorno. Esta forma de potencia disipada se expresa como

dW dq V2
p= =V = I V = I 2R = .
dt dt R

6.4 Leyes básicas de los circuitos

Las cargas se mueven, en general, a través de un circuito, que se divide en caminos cerrados o mallas, como se ve a la izquier-
da de la figura 6.14. En el circuito también hay ramificaciones o nodos, como se ve a la derecha en la figura 6.14. En una malla
típica con resistencias, la fuente proporciona un potencial E ; en las resistencias hay caídas de potencial V1 , V2 , . . .

6.4.1. Ley de Kirchhoff de las mallas


La suma de diferencias de potencial en un camino cerrado o malla es cero. Esta ley se escribe de dos maneras:
I
E · d` = 0
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 83

R1
I
V1

E V2 R2 nodo I3
I1
V3 I

I I2
R3

Figura 6.14: Representación de una malla (izquierda) y un nodo (derecha).

∆V = E + V1 + V2 + V3 + · · · = 0
X

Para la malla de la figura 6.14, se escribe esto como

E + V1 + V2 + V3 = 0.

Es evidente que deben existir unas diferencias de potencial positivas y otras negativas, por lo que se deben especificar
los criterios para saber si hay aumento o disminución de potencial. A continuación se proponen unas estrategias para
esta selección:

Se seleccionan las mallas necesarias;

para una malla particular, se asigna una dirección a las corrientes en ella;

se escoge un sentido de recorrido de la malla, bien sea en el sentido horario o anti-horario;

si al recorrer la malla en el sentido elegido, la corriente a través de una resistencia está en el mismo sentido de
recorrido de la malla, la diferencia de potencial es negativa, esto es, el potencial disminuye;

si al recorrer la malla, el paso por una fuente se hace del negativo al positivo, la diferencia de potencial es posi-
tiva;

pueden seleccionarse varias mallas, desde que sean caminos cerrados.

Para la malla de la figura 6.14, con los sentidos de corrientes escogidos, si se recorre en sentido de las manecillas del reloj, E
es positiva y las V1 , V2 , V3 , negativas, por lo que la ecuación de esa malla es

E − V1 − V2 − V3 = 0.

Cada V en la práctica se remplaza por el producto de corriente y resistencia, es decir se aplica la ley de Ohm como en la
ecuación (6.6).
84 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Conductores y baterías ideales

La descripción anterior, para la malla de la figura 6.14, se hace bajo la suposición que se ignora la resistencia del
alambre conductor y la resistencia interna de las partes conductoras de la fuente. Al ignorar su resistencia, se dice que
los conductores y la fuente son ideales; así se tratarán en los ejemplos, a menos que se diga otra cosa.

E
R1 R1 R2 R3
I I I I
V1 V1 V2 V3
−IR1
E V2 R2
E −IR2

V3 I −IR3

I
R3

Figura 6.15: Representación gráfica de las caídas de potencial en una malla. Al recorrer la malla, en la bateria se pasa de menor a mayor
potencial, lo que se indica con la línea azul creciente; las caídas de potencial al pasar por las resistencias se representan por líneas azules
decrecientes.

Vale la pena visualizar la ley de las mallas, como se ilustra en la figura 6.15. A la izquierda se ve la misma malla de la figura 6.14,
en donde se aprecia que el terminal negativo de la fuente y el extremo final de R 3 se encuentran al mismo potencial, al cual
se le puede asignar un valor arbitrario, que puede ser cero. En la figura de la derecha se han dibujado en serie la fuente y
las tres resistencias; debajo de ellas se representa en línea de color azul el comportamiento del potencial, desde el terminal
negativo de la fuente hasta el extremo final de R 3 . Se comienza con el mínimo valor de potencial, que tiene un incremento
en una cantidad E entre el terminal negativo y el positivo de la fuente; después hay una disminución, V1 = −I R 1 , al pasar por
la resistencia R 1 . Al pasar por las resistencias, R 2 y R 3 ocurren sucesivas caídas de potencial, V2 = −I R 2 y V3 = −I R 3 , de modo
que después de R 3 , el potencial de nuevo tiene el valor mínimo inicial.

6.4.2. Ley de Kirchhoff de los nodos


En los circuitos también hay nodos, hacia los cuales concurren varios conductores, conectados a resistencias, fuentes, con-
densadores, etc. En los nodos, las corrientes se distribuyen con la condición que se cumpla el principio de conservación de
la carga,
dQ
I
+ J · dA = 0.
dt
Esto se expresa como
X
I = 0.

El criterio para determinar los signos es que las corrientes que entran al nodo son positivas y las que salen, negativas. En la
práctica, para un nodo como el de la figura 6.14, esta ley de los circuitos se expresa en la forma

I1 = I2 + I3.

Los ejemplos típicos de aplicación de estas dos leyes de los circuitos son la deducción de la expresión para las resistencia
equivalente de una combinación de resistencias, como los casos de dos resistencias en serie o dos en paralelo. Sin embargo,
se pueden usar para otras combinaciones como la del ejercicio 6.10.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 85

Ejemplo 6.2 Resistencia equivalente de dos resistencias en paralelo

Dos resistencias R 1 y R 2 están en paralelo, si un terminal de una resistencia está en contacto con un terminal de la
segunda; además, el otro terminal está en contacto con el correspondiente de la segunda resistencia, como se ve en la
figura 6.16. Esto equivale a que la diferencia de potencial entre sus terminales, ∆V es igual, esto es, V1 = V2 .
R1
I1

I1
I
a b
+ −
I2

I2
R2

Figura 6.16: Resistencias R 1 y R 2 en paralelo.


Al examinar la figura 6.16 se observa que el potencial V , entre los puntos a y b es igual a la diferencia entre los termi-
nales de las resistencias. Si V1 y V2 son las diferencias de potencial ente los terminales de la resistencia R 1 y de la R 2 ,
respectivamente, lo anterior equivale a decir V1 = V2 = V . La corriente I , que viene de a, se divide en el nodo en dos
corrientes I 1 , a través de R 1 y la corriente I 2 , a través de la resistencia R 2 . Se debe cumplir la ley de los nodos, que en
la práctica para este circuito es, I = I 1 + I 2 . Al aplicar la ley de Ohm, esto equivale a

V V
I = I1 + I2 = + .
R1 R2

Pero I es la corriente que circula por una resistencia equivalente, R equiv , a la combinación de R 1 y R 2 ; sus terminales
están en a y b, a una diferencia de potencial V = I R equiv , como se ve en la figura 6.17. Entonces,

V V V
I= = + .
R equiv R1 R2

R1
I1

I1 Requiv
I I
a b a b
+ − + −
I2

I2
R2

Figura 6.17: Resistencias R 1 y R 2 en paralelo, remplazadas por una resistencia equivalente.


Al cancelarse los V , resulta para las dos resistencias R 1 y R 2 en paralelo

1 1 1
= + .
R equiv R 1 R 2

Se puede generalizar a N resistencias en paralelo. El inverso de la resistencia equivalente es la suma de los inversos de
las N resistencias, o sea,

1 1 1 1 1
= + + +···+ .
R equiv R1 R2 R3 RN
86 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Ejemplo 6.3 Resistencia equivalente de dos resistencias en serie

Dos resistencias R 1 y R 2 están en serie si dos de sus terminales están conectadas, sin ramificaciones o nodos, como en
la figura 6.18. Por las dos circula la misma corriente I y hay entre los terminales a y b una diferencia de potencial V .
R1 R2
I I
a b
+ −
Figura 6.18: Resistencias R 1 y R 2 en serie.
Como estrategia para hallar la resistencia equivalente, se completa una malla imaginaria con una fuente imaginaria
que establece entre los terminales a y b una diferencia de potencial, como en la figura 6.19; imaginen que por esa
diferencia de potencial V circula una corriente I , cuyo sentido está indicado en la figura, por esta malla imaginaria.
R1 R2
I I
a b

V
Figura 6.19: Malla imaginaria para conectar los terminales de las resistencias R 1 y R 2 en serie.
La caída de voltaje a través de R 1 es V1 = I R 1 y por R 2 es V2 = I R 2 . Si se recorre la malla en el sentido de las manecillas
del reloj, al aplicar la ley de Kirchhoff de las mallas, tenemos

V − V1 − V2 = 0,

que equivale a

V = V1 + V2 = I R 1 + I R 2 .

Pero V es la diferencia de potencial entre los terminales a y b de una resistencia equivalente R equiv , a la combinación
de R 1 y R 2 , conectada en la malla imaginaria, como se ve en la figura 6.20, por la que circula corriente I

V = I R equiv

Requiv
I
a b

V
Figura 6.20: Resistencias R 1 y R 2 en serie, remplazadas por una resistencia equivalente.
Entonces

V = I R equiv = I R 1 + I R 2 .

Si se eliminan la I , resulta

R equiv = R 1 + R 2 .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 87

Al generalizar a N resistencias en serie, resulta que la equivalente es la suma de las resistencias, o sea,

R equiv = R 1 + R 2 + R 3 + · · · + R N .

Además de las combinaciones de resistencias en serie y en paralelo, existen arreglos de resistencias que se pueden reducir a
combinaciones de serie y paralelo, cuando interesa determinar la resistencia equivalente entre dos puntos de un circuito.

Ejemplo 6.4 Cálculo de resistencia equivalente entre dos puntos

Determinar el valor de la resistencia equivalente entre los puntos a y b de la figura 6.21.


5 kΩ 5 kΩ
a

10 kΩ 5 kΩ

kΩ
10
b
10 kΩ 5 kΩ

Figura 6.21: Arreglo de resistencias.


S OLUCIÓN : al examinar la combinación de resistencias se aprecia que no hay resistencias que estén en paralelo. En
serie se encuentran únicamente dos resistencias, las de 5 kΩ de los extremos, que se reducen a una resistencia de
10 kΩ, que ahora está en paralelo con la resistencia diagonal de 10 kΩ, como se ve a la izquierda en la figura 6.22. Estas
dos resistencias se reducen a una de 5 kΩ, como aparece a la derecha de la figura 6.22.
5 kΩ 5 kΩ 5 kΩ 5 kΩ
a a

10 kΩ 10 kΩ 10 kΩ 5 kΩ
kΩ
10

b b
10 kΩ 10 kΩ

Figura 6.22: Reducción de la combinación de resistencias.


Ahora, como en el arreglo original, hay dos resistencias finales en serie, que se reducen a una de 10 kΩ en paralelo con
otra del mismo valor, como vemos a la izquierda en la figura 6.23. En la parte central de la figura se ilustra el remplazo
de estas dos resistencias en paralelo por una de 5 kΩ, que ahora queda en serie con las dos resistencias originales
que aún sobreviven. Finalmente estas tres últimas en serie se reducen a la resistencia equivalente, de 20 kΩ entre los
puntos a y b.
5 kΩ 5 kΩ 5 kΩ
a a a

10 kΩ 10 kΩ 5 kΩ 5 kΩ

b b b
10 kΩ 10 kΩ 10 kΩ

Figura 6.23: Reducción final del arreglo de resistencias.


88 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Ejemplo 6.5

Se calcularán las corrientes que circulan por cada una de las resistencias del circuito de la figura 6.24, en la cual ya
aparecen definidas las corrientes I 1 , I 2 , I 3 .
3 kΩ
I1

I3
10 V

5V 5 kΩ 7 kΩ

I2
I3
I1

Figura 6.24: Circuito con tres resistencias.


Con la selección de las corrientes que se realizó, la ecuación del nodo inferior es

I2 = I1 + I3. (6.7)

Al recorrer la malla de la izquierda en el sentido de giro de las manecillas del reloj y aplicar la ley de Kirchhoff de las
mallas se tiene

5 − 3I 1 − 5I 2 = 0,

que al remplazar la ecuación (6.7), es

5 − 3I 1 − 5(I 1 + I 3 ) = 0. (6.8)

Al recorrer la malla de la derecha en sentido contrario al de giro de las manecillas del reloj, la ecuación de esa malla es

10 − 5I 2 − 7I 3 = 0,

que equivale, por remplazo de la ecuación (6.7), a

10 − 5(I 1 + I 3 ) − 7I 3 = 0. (6.9)

Las ecuaciones (6.8) y (6.9) se reunen en el sistema de dos ecuaciones con dos incógnitas

8I 1 + 5I 3 = 5;
5I 1 + 12I 3 = 10.

Pueden verificar al resolver ese sistema por su método favorito, que las corrientes son

10
I1 = mA;
71
65
I2 = mA;
71
55
I3 = mA.
71
Las corrientes resultan en mA, porque los voltajes estaban en voltios y las resistencias, que son los coeficientes de las
I , están en kΩ.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 89

6.5 Circuito resistencia-condensador en serie

A R

E C

Figura 6.25: Circuito para la carga y descarga del condensador.

Un condensador de capacitancia C puede cargarse y descargarse a través de una resistencia R mediante un circuito como
el de la figura 6.25. Para el proceso de carga el interruptor se coloca en la posición A, para que la resistencia y el conden-
sador queden conectados en serie a los bornes de una fuente que proporciona una diferencia de potencial o voltaje V = E .
A medida que el condensador se carga, la diferencia de potencial entre sus terminales aumenta hasta que toma un valor
aproximadamente igual al voltaje E de la fuente.
Si el condensador se encuentra cargado y se cambia el interruptor de la posición A a la B , la fuente ya no hace parte del
circuito y quedan solamente el condensador y la resistencia en serie; el condensador se descargará a través de la resistencia
R. En el proceso de descarga, el condensador hace provisionalmente el papel de fuente, hasta que se disipa la energía que
había almacenado.

6.5.1. Carga del condensador


Se denota por i (t ), o simplemente i , a la corriente en el circuito y q(t ) a la carga en el condensador en un tiempo t posterior
al instante en que se cierra el circuito. Al usar las reglas de Kirchhoff para los circuitos, y tener en cuenta que la caída de
potencial en el condensador es q/C , se encuentra para el proceso de carga la ecuación siguiente
q
E = iR + ,
C

o sea,

q E
i+ = , (6.10)
RC R

con la condición inicial

E
i (0) = I 0 = .
R

Al resolver por integración la ecuación diferencial (6.10), mediante el procedimiento descrito en la nota matemática 6.5.2, se
encuentra que la carga está dada en función del tiempo como

q = E C 1 − e−t /RC ;
¡ ¢
(6.11)

por derivación respecto al tiempo, se obtiene la corriente

E −t /RC
i= e . (6.12)
R
90 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Al dividir q entre C en la ecuación (6.11), se encuentra el voltaje del condensador, en función del tiempo, esto es,

V = E 1 − e−t /RC .
¡ ¢
(6.13)

Interpretación

En la ecuación (6.11) se nota que la carga inicial es cero y comienza a aumentar hasta alcanzar un valor final Q f = E C ;
en (6.12) se aprecia que la corriente tiene el valor inicial I 0 = E /R, decae exponencialmente y tiende a cero a medida
que transcurre el tiempo. En la ecuación (6.13) se puede ver que el voltaje en el condensador inicialmente es cero y
llega a un valor final V f = E , igual al de la fuente. Estos comportamientos de la corriente y voltaje se verifican con
medidas experimentales, de los cuales se tiene una muestra en la figura 6.26

25 0,4

20
0,3

Corriente (mA)
Voltaje (V)

15

0,2

10

0,1
5

0 0
0 100 200 300 400 0 100 200 300 400
Tiempo (s) Tiempo (s)

Figura 6.26: Datos experimentales de corriente y voltaje en función del tiempo en la carga de un condensador.

El producto RC de la exponencial tiene unidades de tiempo y se llama constante de tiempo o de decaimiento del circuito. Se
denota como τ ≡ RC . Cuando el tiempo es igual al de decaimiento, el término exponencial es

e−τ/RC = e−1 ≈ 0.37

Esto significa que en el tiempo τ la carga, la corriente y el voltaje son

q(τ) = 0.63 E C = 0.63Q f ;


E
i (τ) = 0.37 = 0.37I 0 ;
R
V (τ) = 0.63 E .

En ese tiempo el condensador tiene el 63 % de la carga final y el voltaje es 63 % del voltaje de la fuente: la corriente ha caído
al 37 % del valor inicial.

6.5.2. Descarga del condensador


Al cambiar la posición del interruptor de A a B , el circuito de la figura 6.25 se reduce a la resistencia y el condensador en serie.
Si el condensador tenía una carga Q 0 en el momento de accionar el interruptor, entonces comenzará el proceso de descarga
a través de la resistencia R. de Con ayuda de las reglas de Kirchhoff, se deduce la ecuación del circuito como
q
i =− . (6.14)
RC
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 91

Al solucionar la ecuación diferencial (6.14), se encuentran para la carga, corriente y voltaje las expresiones siguientes:

q = Q 0 e−t /RC ; (6.15)


−t /RC
i = I0 e ; (6.16)

Q 0 −t /RC
V= e . (6.17)
C

Las tres cantidades comienzan con un valor inicial y decaen exponencialmente, de forma tal que en el tiempo τ sus
valores son 37 % del inicial. Las medidas experimentales confirman estos modelos teóricos para el comportamiento
de la corriente y el voltaje en el proceso de descarga del condensador, como se ve en la figura 6.27.

20

0,25

15

Corriente (mA)
0,2
Voltaje (V)

10 0,15

0,1

0,05

0 0
0 200 400 600 800 0 100 200 300 400
Tiempo (s) Tiempo (s)

Figura 6.27: Corriente y voltaje en función del tiempo en la descarga de un condensador.

Nota matemática 6.1 Solución de la ecuación de carga del condensador

La ecuación diferencial (6.10), puede escribirse, por definición de corriente como


dq q E
+ − = 0. (6.18)
dt RC R

Con el cambio de variable

q E
Q= − ,
RC R

se tiene al derivar respecto al tiempo

dQ dq 1
= .
dt dt RC

Si remplazamos en la ecuación (6.18), esta se convierte en

dQ
RC +Q = 0,
dt

o, de manera equivalente

dQ dt
=− .
Q RC
92 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

Esto se puede integrar entre los tiempos t 0 = 0 y t , esto es


Z
dQ
Z t dt
=− .
Q 0 RC

Con la evaluación de las integrales resulta

t
lnQ − ln A = − ,
RC

donde A es una constante de integración a determinar con las condiciones iniciales. Lo anterior equivale a la ecuación

t
ln(Q/A) = − .
RC

Si se toma exponencial a ambos lados de la ecuación, tenemos

Q
= e −t /RC .
A

Al regresar a la variable original, se tiene

q E
− = Ae −t /RC ,
RC R

de donde resulta al reorganizar términos

q = ARC e −t /RC +C E . (6.19)

La condición inicial es que cuando t = 0, la carga es q = 0, o sea, para t = 0, la ecuación (6.19) es

0 = ARC +C E ,

de donde

E
A=− .
R

Entonces, al remplazar el valor de la constante A, tenemos finalmente

q = C E 1 − e −t /RC .
¡ ¢

Ejercicios
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 93

Ejercicios

6.1 En la lista de especificaciones de un smartphone, dice que la batería es de 1980 mAh. Esto significa que

a tiene una carga disponible de 7128 C

b tiene una resistencia de 5.5 × 10−4 Ω

c suministra un voltaje de 5.5 V

d mantiene un campo eléctrico de 7128 V/m

e su potencia es 5.5 × 10−4 W

6.2 En cierta región de la atmósfera donde el campo eléctrico tiene magnitud de 100 V/m, hay una densidad de
corriente de 6.0 × 10−13 A/m2 . La conductividad eléctrica de la atmósfera en esa región, es

a 17 × 1013 Ωm

b 6 × 10−15 Ωm

c 6 × 10−15 (Ωm)−1

d 17 × 1013 (Ωm)−1

e 6 × 10−11 Ωm

6.3 Un alambre conductor de 3 metros de longitud y 2 mm de diámetro tiene una resistencia de 1.4 × 10−2 Ω. La
resistividad del material conductor es

a 5.25 × 10−8 Ωm

b 1.72 × 10−8 Ωm

c 2.44 × 10−8 Ωm

d 1.47 × 10−8 Ωm

e 2.75 × 10−8 Ωm

6.4 La potencia disipada en la resistencia de 2 kΩ de la figura 6.28, es


a 9.8 × 10−3 W

b 9.3 × 10−5 W

c 9.3 × 10−4 W

d 9.8 × 10−2 W

e 1.0 × 10−5 W
94 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

10 kΩ

12 V 2 kΩ 10 kΩ

3 kΩ
Figura 6.28: Circuito para el ejercicio 6.4.

6.5 Hay tres alambres conductores 1, 2 y 3, cilíndricos, todos del mismo material pero de diferentes longitudes y
radios, según se indica abajo. Si las resistencias de estos alambres son, R 1 , R 2 y R 3 , respectivamente, el orden de sus
resistencias es

a R1 < R3 < R2

b R1 < R2 < R3

c R2 < R1 < R3

d R2 < R3 < R1

e R3 < R1 < R2

alambre 1: con longitud L y radio r

alambre 2: con longitud 32 L y radio r /2

alambre 3: con longitud 2L y radio 2r

6.6 Suponga que va a realizar la carga de un condensador de 470.0 µF, con una fuente de 20.0 voltios. El valor apro-
ximado de la resistencia para que el tiempo en llegar a 15.0 voltios sea de 3.0 minutos, es

a 276.26 kΩ

b 136.56 kΩ

c 2982.41 kΩ

d 634.55 kΩ

e 298.24 kΩ

6.7 La potencia que entrega la fuente de 12 voltios del circuito de la figura 6.29, es
a 0.72 W

b 0.24 W

c 2.88 W

d 6.84 W

e 1.08 W
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 95

100 Ω

6V 200 Ω 12 V

Figura 6.29: Circuito del ejercicio 6.7.

6.8 Calculen la potencia disipada y la corriente que pasa a través de cada una de las resistencias del circuito de la
figura 6.30.

5V
10 Ω

5Ω

15 Ω

Figura 6.30: Circuito para el ejercicio 6.8.

6.9 Se enchufa un calentador eléctrico de 1500 W a la toma de un circuito de 120 V, el cual tiene un fusible que
interrumpe la corriente cuando su valor es 20 A o más. Luego se enchufa una secadora eléctrica en la misma toma. La
secadora tiene un botón que permite ajustar la potencia a 600 W, 900 W, 1200 W y 1500 W. Calcule los posibles valores
de potencia con que se puede usar la secadora para que no se dispare el fusible.

AYUDA : al estar conectados a la misma toma dos aparatos, se encuentran en paralelo.

6.10 La resistencia equivalente entre los puntos a y b de la combinación de resistencias mostrada en la figura 6.31,
es

a 15.5 kΩ

b 1.5 kΩ

c 2.7 kΩ

d 7.8 kΩ

e 4.0 kΩ
96 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

a
10 kΩ

8 kΩ

6k

6k


10 kΩ
b

Figura 6.31: Diagrama para el problema 6.10.

6.11 En el circuito de la figura 6.32 el valor de la resistencia R es tal que el amperímetro A indica que no hay paso
de corriente a través de la resistencia de 5 kΩ. En esas condiciones y con los valores del voltaje de la fuente y las
resistencias del indicadas en la figura, calculen:

a el valor de R

b la diferencia de potencial entre los puntos a y b

Figura 6.32: Circuito para el ejercicio.

6.12 Considere el circuito mostrado en la figura 6.33. Calcule la corriente a través de la resistencia de 4 kΩ.

5 kΩ 3 kΩ 1 kΩ

12 V 10 kΩ 10 kΩ 4 kΩ

2 kΩ 2 kΩ 5 kΩ
Figura 6.33: Circuito para el ejercicio 6.12.

6.13 Determine por cual de los circuitos de la figura 6.34, se disipa más potencia.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 97

Figura 6.34: Circuitos para el ejercicio 6.13.

6.14 Determine la corriente que circula a través de cada una de las resistencias del circuito mostrado en la figura 6.35

Figura 6.35: Circuito para el ejercicio 6.14.

6.15 Determine la corriente que circula a través de cada una de las resistencias del circuito mostrado en la figura 6.36,
además de la potencia disipada en cada una
3Ω 6V

12 V 2Ω 2Ω

Figura 6.36: Circuito para el ejercicio 6.15.

6.16 Una resistencia de 10 MΩ está conectada en serie con un condensador cuya capacitancia es 470 µF y una batería
con 19.5 V. Antes de cerrar el interruptor en el momento t = 0, el condensador está descargado. Determinen

a la constante de tiempo del circuito

b la fracción de la carga final que hay en el condensador en el momento t = 100 s

c la fracción de la corriente inicial que pasa por el circuito en t = 100 s


98 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

d el tiempo, en segundos y en múltiplo de τ, para el cual la diferencia de potencial entre las terminales del con-
densador es el 99 % del voltaje final

e la energía almacenada en el condensador en el tiempo t = τ

6.17 Calculen la potencia disipada y la corriente que pasa a través de cada una de las resistencias del circuito de la
figura 6.37

Figura 6.37: Circuito para el ejercicio 6.17.

6.18 Calculen I , R y E en el circuito de la figura 6.38

Figura 6.38: Circuito para el ejercicio 6.18.

6.19 Calculen la potencia disipada y la corriente que pasa a través de cada una de las resistencias del circuito de la
figura 6.39

Figura 6.39: Circuito para el ejercicio 6.19.

6.20 La resistencia equivalente, entre los puntos a y b, de la combinación de resistencias de la figura 6.40 es
a 70 kΩ
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 99

b 10 kΩ

c 20 kΩ

d 30 kΩ

e 40 kΩ

10 kΩ 10 kΩ
a

20 kΩ 10 kΩ

kΩ
20
b
20 kΩ 10 kΩ

Figura 6.40: Circuito para el ejercicio 6.20.

6.21 Una resistencia de 10 MΩ está conectada en serie con un condensador cuya capacitancia es 470 µF y se ha car-
gado hasta que la diferencia de potencial entre los terminales del condensador es 15 voltios. Por medio de un interrup-
tor conmutable, se desconecta la fuente y se cierra el circuito para que solamente queden resistencia y condensador,
el cual se comenzará a descargar. Determinen

a la carga inicial en el condensador

b la carga que hay en las placas en el momento t = 100 s

c el tiempo, en segundos y en múltiplo de τ, para el cual la diferencia de potencial entre las terminales del con-
densador es el 1 % del voltaje inicial

d la fracción de la energía inicial almacenada en el condensador, en el tiempo t = τ, en t = 25s, y en t = 50s

6.22 Consideren el circuito mostrado en la figura 6.41. Los condensadores están inicialmente descargados, antes de
cerrar el interruptor S. Determinen el tiempo, en segundos y en múltiplo de τ, después de cerrar el interruptor, para
el cual la diferencia de potencial entre los terminales del condensador es 15 voltios

Figura 6.41: Circuito para el ejercicio 6.22.


100 Cargas en movimiento: corriente eléctrica

6.23 Hay tres circuitos RC en serie como el de la figura siguiente, con el condensador descargado antes de cerrar el
circuito. Se diferencian en los valores de E , R y C , cuyos valores aparecen a continuación de la figura. El orden en que
se llega a 12 voltios entre los terminales del condensador, si para todos se acciona el interruptor al mismo tiempo, es

a primero en el circuito 1 y por último en el 3

b primero en el circuito 2 y por último en el 3

c primero en el circuito 1 y por último en el 2

d primero en el circuito 3 y por último en el 1

e primero en el circuito 3 y por último en el 2

circuito 1: E = 20 V; R = 100 kΩ; C = 470 µF

circuito 2: E = 15 V; R = 50 kΩ; C = 1000 µF

circuito 3: E = 18 V; R = 20 kΩ; C = 2000 µF

Figura 6.42: Circuito para el ejercicio 6.23.

6.24 Una resistencia y un condensador se conectan en serie con una fuente. La constante de tiempo para el circuito
es de 100 s. Determinen la constante de tiempo en los casos siguientes:

a si se agrega en serie un segundo condensador, idéntico al primero;

b si se agrega en paralelo un segundo condensador, idéntico al primero;

c si se agrega en serie una segunda resistencia idéntica a la primera;

d si se agrega en paralelo una segunda resistencia idéntica a la primera;

e si se duplica el voltaje en la fuente

6.25 Suponga que va a realizar la carga de un condensador de 100.0 µF, con una fuente de 20.0 voltios. El valor
aproximado de la resistencia para que el tiempo en llegar a 16.0 voltios sea de 8.0 minutos, es

a 276.26 kΩ

b 136.56 kΩ

c 634.55 kΩ

d 298.24 kΩ

e 2982.41 kΩ
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 101

6.26 En un circuito RC en serie con R = 100 kΩ, en el proceso de carga del condensador, este tiene la mitad de la
carga final en un tiempo t = 3.26 segundos. Calculen la capacitancia del condensador.

6.27 Un alambre conductor de 3 metros de longitud y 2 mm de diámetro tiene una resistencia de 1.4 × 10−2 Ω. La
resistividad del material conductor es

a 1.47 × 10−8 Ωm

b 2.75 × 10−8 Ωm

c 5.25 × 10−8 Ωm

d 1.72 × 10−8 Ωm

e 2.44 × 10−8 Ωm

6.28 Un alambre conductor de 5 metros de longitud y 2 mm de diámetro tiene una resistencia de 4.4 × 10−2 Ω. La
resistividad del material conductor es

a 1.47 × 10−8 Ωm

b 2.75 × 10−8 Ωm

c 5.25 × 10−8 Ωm

d 1.72 × 10−8 Ωm

e 2.44 × 10−8 Ωm

6.29 Determinen los valores de las corrientes que circulan a través de las resistencias del circuito mostrado en la
figura 6.43.
10 V
4 kΩ

3 kΩ

8 kΩ 2V

5V

6 kΩ
6V

Figura 6.43: Circuito para el ejercicio 6.29.


Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 7
Campo magnético

El movimiento de cargas a velocidad constante, produce campo magnético estático o magnetoestático. En otras palabras, un
campo magnetoestático es producido por un flujo de corriente constante.
Los campos magnéticos tienen amplias aplicaciones en motores, transformadores, micrófonos, brujulas, timbres, teclados,
almacenamiento de información, instrumentación, diagnóstico médico, etc.
Este capítulo trata del campo magnético y su conexión con las corrientes. Más concretamente, sobre las corrientes como
fuentes del campo magnético. El orden se ha cambiado con respecto a la secuencia tradicional en los textos de física univer-
sitaria, donde aparece primero una descripción y cálculos de fuerzas debidas a campos magnéticos y en capítulo posterior
se habla de las fuentes. Es otras palabras, primero se menciona qué hace el campo magnético y luego cómo se origina. En el
presente texto, primero decimos cómo se origina, para conectar directamente con el capítulo anterior, sobre corrientes. Hay
otro cambio que vale la pena mencionar: el campo del que hablaremos acá, simbolizado como H es el campo magnético,
conocido también como campo magnetizante, en cambio del campo B , conocido como densidad de flujo magnético. Más
adelante se aclara la diferencia entre estos dos campos.

7.1 Ley de Biot-Savart

La ley empírica que reune los resultados experimentales sobre el origen del campo magnético, se conoce como ley de Biot-
Savart y permite el cálculo del campo magnético H como función de la posición, producido por una corriente eléctrica.
Antes de enunciarla, vale la pena definir lo que se conoce como elemento de corriente, I d`. Un circuito simple a través del
cual circula una corriente I se representa en la parte izquierda de la figura 7.1, del cual se muestra una parte en la imagen
de la derecha en la figura 7.1. El producto de la corriente I por un desplazamiento d` en una parte del circuito es lo que se
conoce como elemento de corriente.
La ley de Biot-Savart, establece que en un punto del espacio, la contribución dH al campo magnético de un elemento infini-
tesimal de corriente I d` está dado por
I d` × Rb I d` × R
dH = = , (7.1)
4πR 2 4πr 3
donde R es el vector que va desde un punto representativo del elemento de corriente hasta el punto en que se calcula el
campo magnético; Rb es el correspondiente vector unitario. El campo debido a una porción finita de circuito se calcula como
la suma de las contribuciones infinitesimales, es decir, como la integral

I d` × Rb
Z
H= . (7.2)
C 4πR 2
104 Campo magnético

Figura 7.1: Circuito con corriente I

La unidades del campo magnético en el sistema internacional son, con base en la ecuación (7.2)

Am A
= . (7.3)
m2 m

Ejemplo 7.1 Campo magnético de un alambre recto:

calcular el campo magnético en un punto P , debido a un segmento recto de un conductor que porta una corriente I

Figura 7.2: Ilustración para el cálculo del campo de un alambre recto.


S OLUCIÓN : se ubica el conductor sobre el eje z de un sistema de coordenadas cilíndricas, de las cuales se hace una
descripción breve en la nota matemática 2.3 para los estudiantes no familiarizados con ellas. La geometría para el
cálculo del integrando en la ecuación (7.1), se muestra en la figura 7.2. Para realizar el cálculo, es necesario expresar al
producto I d`×R en coordenadas cilíndricas (ρ, φ, z). El origen del eje z se ubica al mismo nivel del punto P ; la altura
de ubicación del elemento I d` es la coordenada z , por lo que este elemento puede escribirse como I dz k; b el punto P
está a una distancia ρ del alambre. El vector R que va desde el elemento, fuente del campo dH es, entonces

R =ρρ
b − z k,
b
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 105

por lo cual, el producto d` × R es

d` × R = dz kb × (ρ ρ b = ρdz φ.
b − z k) b

Al remplazar en la ecuación (7.1) se tiene

I ρdz
dH = φ
b
4π(ρ 2 + z 2 )3/2

de donde se tiene para una longitud L de alambre

I ρdz
Z
H= φ.
b
L 4π(ρ 2 + z 2 )3/2

Es más conveniente expresar los límites de integración, en función del ángulo α de la figura 7.2. La cotangente de ese
ángulo es

z
cot α = ,
ρ

lo que equivale a realizar la sustitución trigonométrica z = ρ cot α, con lo cual

dz = −ρ csc2 αdα.

Entonces, el campo magnético se puede evaluar como

I
Z α2 ρ 2 csc2 αdα I
Z α2 csc2 αdα
H =− φ
b=− φ,
b
4π α1 (ρ 2 + ρ 2 cot2 α)3/2 4π α1 ρ csc3 α

por lo que al final se tiene

I
Z α2 I
H =− sen αdα φ
b= (cos α2 − cos α1 ) φ.
b (7.4)
4πρ α1 4πρ

7.1.1. Campo magnético de un alambre recto infinito


El primer caso de interés, es el del campo magnético que produce una porción de un alambre muy largo, que transporta
corriente I . Para el campo a una distancia perpendicular r del alambre se puede usar el resultado anterior al tener en cuenta
que si el alambre es bastante largo, se tiene

α1 ≈ 180◦ ;
α2 ≈ 0◦ .

Con lo anterior y, al cambiar ρ por r , que es la distancia perpendicular del alambre al punto donde se calcula el campo
magnético, tenemos, para el alambre recto infinito

I
H= φ.
b (7.5)
2πr
106 Campo magnético

Figura 7.3: Campo H de un alambre infinito.

Noten que, debido a que I está en dirección kb y H en dirección tangencial (φ),


b las líneas de campo son círculos con radio r y
centro sobre el eje z, como se ve en la figura 7.3.
Vale la pena anotar dos cosas importantes, acerca de este resultado: primera, las líneas del campo H son cerradas, no tie-
nen un comienzo ni un final; segunda, esta aproximación está de acuerdo con la evidencia experimental, como se ve en la
figura 7.4 que corresponde a una visualización experimental de las líneas de campo.
Adicionalmente, las lineas de campo y la dirección de la corriente están relacionadas de manera que cumplen un regla prác-
tica de la mano derecha, ilustrada en la figura 7.5; mientras el pulgar derecho apunta en dirección a la corriente, la palma
de la mano gira en la dirección de las líneas de campo magnético. En ella se muestra para el caso particular del campo del
alambre recto, pero se verifica en otras situaciones; permite determinar con facilidad la dirección de las líneas de campo.
Las bobinas o solenoides, consisten en un conductor que se enrolla en forma de espiral. A través de ellos circula corriente,
que produce campo magnético en diferentes regiones, aunque son de interés práctico las regiones dentro del solenoide. El
cálculo de estos campos es complicado, en general, por lo que nos restringiremos al que se produce sobre un punto ubicado
en el eje de simetría. El cálculo se realiza de manera simple, al tomar como resultado previo, el campo de un conductor
circular o espira de corriente, que se deduce en el ejemplo siguiente.

Figura 7.4: Líneas de campo H de un alambre infinito.


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 107

Figura 7.5: Regla de la mano derecha para determinar la dirección de las líneas de campo magnético

Ejemplo 7.2 Campo magnético de una espira de corriente

P
P
y

z zk
b R
O a
x
I

−a rb
O a
Figura 7.6: Conductor circular con corriente I , o espira de corriente.
La figura 7.6, sirve de ayuda para determinar el campo magnético H que produce un conductor circular, que trans-
porta una corriente I , más conocido como espira de corriente, en un punto P sobre el eje z. El centro de la espira
está en el origen de un sistema de coordenadas y la espira está sobre el plano x y; su radio es a y el punto P está en
las coordenadas (0, 0, z), de modo que el vector R desde un elemento de corriente I d`, hasta el punto P donde se
calculará el campo, es

R = −a rb + z k,
b

donde rb es el vector unitario en dirección radial, esto es, desde el origen hasta el punto de ubicación del elemento de
corriente. El d` del elemento de corriente, en coordenadas cilíndricas es

I d` = I adφ φ.
b

Entonces, la contribución dH al campo, en el punto P , es

I d` × Rb I adφ φb × R I adφ φ b × (−a rb + z k)


b
dH = 2
= 3
= 3
.
4πR 4πR 4πR
p
En la figura 7.6 se puede ver que la magnitud del vector R es R = a 2 + z 2 , por lo que

I a 2 dφ kb + azdφ rb
dH = .
4π(a 2 + z 2 )3/2
108 Campo magnético

Entonces al considerar a toda la espira, el campo magnético en el punto P es

2π I a 2 dφ 2π I azdφ
Z Z
H= kb + rb. (7.6)
0 4π(a 2 + z 2 ) 3/2
0 4π(a 2 + z 2 )3/2

El vector unitario rb en coordenadas cartesianas es cos φb


ı + sen φ b
 , por lo que la componente radial del campo mag-
nético es

I az
µZ 2π Z 2π ¶
Hr = cos φ dφb
ı+ sen φdφ b
 = 0,
4π(a 2 + z 2 )3/2 0 0

por lo tanto, la expresión (7.6) se reduce a

I a2 2π
Z
H= dφ k.
b
4π(a 2 + z 2 )3/2 0

Esta integral es 2π, razón por la cual, el campo de la espira finalmente es

I a2
H= k.
b (7.7)
2(a 2 + z 2 )3/2

A lo largo del eje z el campo magnético tiene solamente componente en k,b determinada por el valor de la coordenada
z. Vale la pena notar que no hay evidencia de que estas líneas de campo tengan comienzo ni final.

En la figura 7.7 se muestra un esquema de las líneas de campo de una espira de corriente, en puntos distintos a los ubicados
sobre el eje de simetría; se aprecia como caso particular el campo dado por la ecuación (7.7), para puntos con coordenada
(0, 0, z). Como se ha mencionado, estas líneas no tiene comienzo ni final; no se identifican puntos donde haya fuentes no
sumideros de estas líneas, como ocurría con las líneas de campo electrostático.

Figura 7.7: Líneas de campo magnético de un conductor circular con corriente I , o espira de corriente.

Ejemplo 7.3 Campo magnético de un solenoide

En la figura 7.8 se ilustra un solenoide de longitud L, radio a, por el que circula una corriente constante I . Se calculará
el campo magnético H en un punto P sobre el eje de simetría del solenoide. Para comenzar, se usa un modelo que
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 109

considera al solenoide constituido por un apilamiento, a lo largo del eje z, de N espiras de radio a. Esta aproximación
permite utilizar el resultado anterior dado por la ecuación (7.7), multiplicado por el número de espiras contenidas en
una longitud dz de bobina, para expresar su contribución dH al campo total. El número de espiras será la longitud
dz por la densidad lineal de espiras, o sea, cantidad de espiras por unidad de longitud, que se puede expresar como
número total N sobre longitud total L del solenoide. Si se llama n a esa densidad de espiras, lo anterior equivale a
n = N /L, por lo que el número de espiras en dz es NL dz = ndz. Entonces, la contribución dH de las espiras en dz es

I a 2 ndz b
dH = k.
2(a 2 + z 2 )

z z
a a
θ
I
θ2

z
a
P b

θ1
L

z
θ R

Figura 7.8: Solenoide de N espiras con corriente I , radio a y longitud L.


En la figura 7.8 se puede ver que cot θ = z/a, con lo que z = z cot θ y el diferencial dz = −a csc2 θdθ. Esta sustitución
permite escribir la contribución dH de manera sencilla como

nI sen θdθ
dH = − .
2

Se realiza la integración entre θ1 y θ2 , de donde resulta

nI
Z θ2 nI
H =− sen θdθ kb = (cos θ2 − cos θ1 ) k.
b
2 θ1 2

Al remplazar n, resulta finalmente

NI
H= (cos θ2 − cos θ1 ) k.
b (7.8)
2L

Hay dos casos particulares de la solución (7.8). Uno de ellos, muy útil en algunas aplicaciones, es el del campo en el centro
del solenoide. En este caso pueden ver que

L/2 L/2 L
cos θ2 − cos θ1 = q +q =q .
L2 L2 2
a2 + 4 a2 + 4 a 2 + L4
110 Campo magnético

Al remplazar en la ecuación (7.8), tenemos que

NI
H= p k,
b (7.9)
2 a + L 2 /4
2

en el centro del solenoide.

El otro caso particular de la ecuación (7.8), es cuando la longitud L, del solenoide es muy grande en comparación con su
radio, esto es, L À a. Este es conocido como un solenoide infinito, para el cual se ve en la figura 7.8 que

θ2 ≈ 0◦
θ1 ≈ 180◦ ,

que permiten aproximar la solución de la ecuación (7.8) como

NI
H≈ (1 + 1) k.
b
2L

Entonces, el campo magnético de un solenoide infinito, en un punto sobre su eje es

NI b
H= k. (7.10)
L

En la figura 7.9 se muestran las líneas, teóricas y experimentales, de campo de un solenoide, en puntos diferentes a los del
eje.

Es importante anotar que entre más grande sea la longitud y menor el radio, el campo en la región central se aproxi-
mará más al de la solución (7.10). Es decir, un solenoide con L À a permite obtener un campo magnético aproxima-
damente uniforme en el centro del solenoide.

Figura 7.9: Líneas de campo magnético de un solenoide.


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 111

Como parte final de esta sección, vale la pena anotar dos cosas importantes: primera, las líneas de campo de un solenoide
infinito, son iguales a las de un imán de barra, por lo que al solenoide con corriente se le llama comúnmente, un electroimán;
segunda, no se ve que las líneas del solenoide, ni las del imán de barra, tengan comienzo ni final.

7.2 Flujo magnético y “ley de Gauss del magnetismo”

Para el espacio libre se define el vector densidad de flujo magnético o inducción magnética, como

B = µ0 H ,

donde µ0 es la permeabilidad magnética del espacio libre, con valor

µ0 = 4π × 10−7 H/m.

H, es el símbolo de una nueva unidad, llamada henryo.


Las unidades del campo B son las del campo H por las de µ0 , o sea

H A HA Wb
[B ] = [µ0 ] [H ] = = ≡ 2 ≡T
m m m2 m
T simboliza tesla, la unidad en SI del campo B ; Wb simboliza weber, que al ser tesla (unidades de campo) por unidades de
área (Wb = T m2 ), debe simbolizar un flujo. Entonces, B es la densidad de ese flujo.
De hecho, se define el flujo magnético como
Z
ΦB ≡ B · dA,
S

el cual, de manera análoga al flujo eléctrico, es proporcional al número neto de líneas que entran a una superficie. Todos los
resultados muestran que para una superficie cerrada el número de líneas que entran es igual al de líneas que salen, o sea,
I
B · dA = 0.

Debido a que B = µ0 H , se tiene


I I
H · dA = B · dA = 0,

que es otra de las ecuaciones de Maxwell, conocida como ley de Gauss de la magnetostática.

Esta ley de Gauss de la magnetostática significa físicamente que las líneas de campo magnético no tienen comienzo
ni final, es decir, no existen monopolos magnéticos o fuentes puntuales de campo magnético.

Algunos valores típicos de densidad de flujo magnético son

Debido a corrientes en el cerebro, ≈ 10−15 T;


112 Campo magnético

por imanes poderosos, ≈ 0.1–5 T

por electroimanes industriales y de grandes laboratorios, entre 1 y 2 T;

debido al campo magnético terrestre, ≈ 10−4 T.

El último de estos, es el que se usa como definición de la unidad gaus:

1 gauss = 10−4 T.

7.3 Ley de Ampère

La ley es la ecuación que falta para completar el conjunto de ecuaciones de Maxwell de la magnetostática.

La integral de línea o circulación del campo magnético H , a lo largo de una trayectoria cerrada C es igual a la corriente
neta encerrada por esta trayectoria.

La formulación matemática de la ley de Ampère es


I
H · d` = I , (7.11)
c

donde I es la corriente que atraviesa la superficie cuyo contorno es la curva C . Como la corriente es el flujo del vector densi-
dad de corriente, la ley de Ampère tambien se escribe de manera equivalente como
I I
H · d` = J · dA. (7.12)
c S

La superficie S es la que tiene como borde a la curva C . La figura 7.10 muestra una curva cerrada que acota una superficie.
La ley de Ampère en la forma (7.11) se puede usar para calcular el campo magnético de algunas distribuciones simétricas de
corriente, mediante la selección de una curva amperiana adecuada, de manera similar al uso de la ley de Gauss para el cálcu-
lo de campos electrostáticos mediante la selección de una superficie gaussiana apropiada. Si embargo, estas aplicaciones no
se consideran en este capítulo; pueden ser consultadas en las referencias biliográficas.
Es más importante, advertir que el área acotada por una curva cerrada no es única, como se ve en la figura 7.11. La curva
cerrada es el contorno de dos superficies diferentes: la superficie S 1 que consiste en un disco plano y; la superficie S 2 en
forma de paraboloide abierto. Puede ocurrir que la corriente de transporte I no atraviese ambas superficies, lo que trae
consecuencias importantes, como veremos en el capítulo de inducción electromagnética.

7.4 Ecuaciones de Maxwell para campos estáticos

Para concluir este capítulo, se resumen las ecuaciones de Maxwell para el espacio libre. Estas ecuaciones son las dos que se
conocía para campo electrostático y la que se mencionaron en este capítulo para campos magnetostáticos. Estas ecuaciones
y su significado resumido de manera breve se enuncian a continuación:
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 113

Hay una densidad de


corriente J , a través
J del área A
área A encerrada
por la curva

curva cerrada

Figura 7.10: Corriente que atraviesa un área.

I I

S1

S2

Figura 7.11: Curva que sirve de contorno a dos superficies diferentes.

1. Ley de Gauss
Q
I
E · dA = 4πkQ = ;
ε0
el flujo eléctrico es producido por distribuciones de cargas electrostáticas.

2. Ley de circulación del campo electrostático


I
E · d` = 0;

el campo electrostático es conservativo.

3. Ley de Gauss del magnetismo


I
H · A = 0;

no existen fuentes puntuales de campos magnéticos estáticos.


114 Campo magnético

4. Ley circuital de Ampère


I I
H · d` = I = J · dA;

las densidades de corriente son las fuentes de campos magnéticos.

Ejercicios

Ejercicios

7.1 Una espira circular de corriente, de radio 2 centímetros, se encuentra sobre el plano x y, con su centro en el
origen de un sistema de coordenadas. Si por la espira circula una corriente de 100 miliamperios, determinen

a la magnitud del campo magnético en las coordenadas (0, 0, 1) centímetro

b la magnitud de la densidad del vector flujo magnético en las coordenadas (0, 0, 1) centímetro

7.2 Un solenoide está diseñado para producir un campo magnético de 2.15 × 104 A/m en su centro. Tiene un radio
de 1.40 cm y longitud de 40.0 cm, y el alambre puede conducir una corriente máxima de 12.0A. Determinen

a el número mínimo de vueltas que debe tener el solenoide

b la longitud total de alambre que se requiere

7.3 Un solenoide de 15.0 cm de largo con radio de 2.50 cm tiene un devanado compacto con 600 espiras de alambre.
La corriente en el devanado es de 8.00 A. Calculen el campo magnético y la densidad de flujo magnético en un punto
cercano al centro del solenoide.

7.4 En la figura 7.12, se representan tres arreglos de espiras circulares, que llevan corrientes de igual valor, en las
direcciones indicadas. Las magnitudes de los campos magnéticos, producidos por cada arreglo, en el punto indicado,
son H1 , H2 y H3 para los arreglos 1, 2 y 3, respectivamente. Escriba de menor a mayor las magnitudes de estos campos.

Figura 7.12: Arreglos diferentes de espiras.

7.5 Un alambre conductor largo que transporta una corriente de 3 amperios atraviesa una ventana de 1.5 m de ancho
H
por 1 m de largo. La integral B · d` tiene el valor
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 115

a 3.0 × 10−7 T · m

b 3.77 × 10−6 T · m

c 2.5 × 10−7 T · m

d 0.2 T · m

e 0T·m

7.6 La normal a una superficie de 1 m2 forma un ángulo de 60◦ con un campo magnético uniforme. Determinen el
área de una superficie perpendicular al campo para que el flujo magnético sea igual al que pasa a través de la primera
superficie.

7.7 Suponga que una superficie plana es perpendicular a un campo magnético uniforme y el flujo magnético a través
de ella es 5 Wb. Determinen el flujo si la superficie rota 30◦ alrededor de una de sus aristas.

7.8 La figura 7.13 muestra un par de espiras circulares utilizadas para crear campos magnéticos. Como se observa,
una espira está en el plano y z y la otra en el plano x y. Cada una de ellas tiene radio 1.0 cm y lleva corriente de 0.5 A.
El campo magnético producido por ese par de espiras en el origen de coordenadas, es

a (−3.14b b × 10−5 A/m


ı + 3.14 k)

b  A/m
25 b

c ı − 25 k)
(25b b A/m

d ı + 25 k)
(−25b b A/m

e (3.14b b × 10−5 A/m


ı − 3.14 k)
z

x
Figura 7.13: Dos espiras circulares que producen campo magnético.

7.9 La ecuación que mejor describe a la figura 7.14, donde N y S, significan polos norte y sur de un imán de barra,
respectivamente, es

a B = µ0 (H + M)
H ∂ R
b E · d` = − B · dA
∂t
116 Campo magnético

H
c H · dA = 0
H R
d H · d` = J · dA
H
e H · d` = 0

Figura 7.14: Imán de barra.

7.10 En la figura 7.15 se representas lineas de campo H de una espira de radio r , por la cual circula corriente I . El
flujo magnético a través de una superficie esférica de radio 2r , con centro en el centro de la espira como se muestra
en el dibujo, es

πr I
a
54
b 8πr I

c 0
πr I
d
27
8πr 4 I
e
(r 2 + z 2 )3/2
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 117

Figura 7.15: Espira que produce campo magnético.


Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 8
Fuerza magnética

En este capítulo se examinan las diferentes manifestaciones de la fuerza magnética, que actúa sobre partículas cargadas
en movimiento, sobre elementos de corriente, entre elementos de corriente, sobre objetos como trozos de hierro, imanes,
electroimanes, entre otras. Todas esas fuerzas son en el fondo diferentes manifestaciones de la fuerza sobre cargas eléctricas
en movimiento, por lo que comenzamos a examinar este caso y luego se utilizará para abordar los demás casos.

8.1 Fuerza sobre una carga en movimiento

Una partícula con carga eléctrica q que se mueve con velocidad v , en presencia de un campo B , experimenta una fuerza
magnética F m , dada por la expresión

F = qv ×B. (8.1)

Esta ecuación no se deduce de principio alguno, es simplemente una ley empírica que resume las observaciones de
muchos experimentos, entre ellas:

si la carga q está en reposo, la fuerza magnética sobre ella es nula;

la fuerza magnética F es perpendicular tanto a la velocidad como al campo B ;

si la carga se mueve en dirección paralela o antiparalela al campo B , la fuerza es nula

la fuerza magnética no produce cambio en la rapidez de la partícula, por lo que no cambia la energía cinética.
Sólo cambia la dirección de la velocidad

En la tabla 8.1 se resumen, a modo de comparación, algunas propiedades de la fuerza electrostática y la fuerza magnética
120 Fuerza magnética

Tabla 8.1: Comparación entre fuerza electrostática y fuerza magnética en el vacío.

Fuerza electrostática Fuerza magnética


es paralela o antiparalela al campo es perpendicular al campo magnético
eléctrico
actúa sobre cargas estáticas o en mo- sólo actúa sobre cargas en movimien-
vimiento to
puede realizar trabajo sobre la partí- no realiza trabajo sobre la partícula,
cula; cambia su energía cinética por cuanto v y, por tanto, d` son per-
pendiculares a F

Observación sobre las unidades


Las unidades del campo B en el sistema internacional son teslas, T. El tesla puede expresarse en función de unidades funda-
mentales del SI, al realizar un análisis dimensional a la ecuación (8.1), esto es

N = Cm
s T = A m T,

de donde

kg m kg
T= = .
m A s2 A s2

30◦
B x

Figura 8.1: velocidad y campo B para una partícula cargada.

Ejemplo 8.1

Un haz de protones se mueve con una rapidez de 3 × 105 m/s en presencia de un campo B de 2 teslas, en dirección
del eje x, como se ve en la figura 8.1. El vector velocidad está sobre el plano x y y forma un ángulo de 30◦ con respecto
al eje x. Hallar la fuerza ejercida sobre cada protón del haz.

S OLUCIÓN : la respuesta se calculará con el vector velocidad descompuesto en una componente paralela al campo B
y otra componente perpendicular al vector B , esto es

v =v cos 30◦ b
ı + v sen 30◦ b
,
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 121

con esto, en la ecuación (8.1), se tiene

F =e(v cos 30◦ b


ı + v sen 30◦ b
 ) × 2b
ı Tm/s
=2ev sen 30◦ b
 ×b
ı Tm/s + 0
= − 1.6 × 10−19 C × 6 × 105 kb Tm/s
F = − 4.8 × 10−14 kb N.

Noten que el producto vectorial de la componente de v paralela a B , se anuló.

El ejemplo anterior permite ver que a la fuerza magnética sólo contribuye la componente de la velocidad perpendi-
cular al campo B , lo que equivale a afirmar que si la velocidad es paralela o antiparalela al campo magnético, no hay
fuerza magnética sobre las cargas eléctricas.

8.1.1. Fuerza de Lorentz


Cuando una carga eléctrica se mueve en presencia de un campo eléctrico y uno magnético, actúan sobre ella la fuerza del
campo eléctrico qE y la fuerza magnética, q v × B , esto es, la fuerza neta sobre la partícula es

F = q(E + v × B ). (8.2)

Esta fuerza es más conocida como fuerza de Lorentz y es una de lasa ecuaciones básica del electromagnetismo, junto a las
ecuaciones de Maxwell. Al usarla en combinación con la segunda ley de Newton, permite obtener información sobre el
comportamiento de partículas cargadas.

sentido de la fuerza
cuando la carga
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ es positiva
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗
v
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ F
B
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ F
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗
sentido de F v
⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ ⊗ para carga negativa
v

Figura 8.2: Partícula cargada en presencia de campo B . Los símbolos ⊗ representan vectores que entran, perpendiculares al plano de la
hoja.

Ejemplo 8.2 Partícula de carga q y velocidad v , en presencia de campo B , perpendicular a la velocidad.

Se supone que una partícula con carga q se mueve sobre el plano de la hoja o de la pantalla, con velocidad v , como
se ve en la figura 8.2, e ingresa a una región de campo magnético B , perpendicular a v , dirigido hacia el interior de la
hoja. La fuerza magnética, entonces, por definición del producto vectorial será perpendicular a la velocidad y estará
122 Fuerza magnética

sobre el plano de la hoja. Tendrá una de las dos direcciones mostradas en la parte derecha de la figura, depende de si
la carga es negativa o positiva.
v
v

F
F
F
F

v F apunta al centro
v v es tangencial

Figura 8.3: Trayectoria circular de la carga bajo efecto de campo B .


La fuerza magnética no realiza trabajo sobre la carga, por cuanto F · d` ≈ F · v dt = 0, ya que la velocidad y la fuerza F
son perpendiculares. Entonces, la rapidez de la partícula permanece constante. Además, como B ⊥ v , se tiene

F = q vB,

que se mantiene constante debido a que el campo magnético es uniforme. Si se supone que la carga es positiva, F y v
serán siempre perpendiculares entre sí y se comportarán como en la figura 8.3. Es decir, la carga se mueve bajo efecto
de una fuerza constante perpendicular a la velocidad, que sólo cambia en dirección; esta situación corresponde a un
movimiento circular uniforme, con radio R, con aceleración centrípeta v 2 /R, debida a la fuerza centrípeta F = q vB .
Al aplicar la segunda ley de Newton, tenemos

v2
F = q vB = m ,
R

donde m es la masa de la partícula cargada. El radio de la trayectoria queda expresado, entonces, como

mv
R= .
qB

La velocidad angular está relacionada con la rapidez, como v = ωR = 2π f R. Entonces, la frecuencia en Hz, del movi-
miento, es

v
f = ,
2πR

y al remplazar el radio, resulta

qB
f = .
2πm
Esta frecuencia, del movimiento circular de la carga, se llama, frecuencia de ciclotrón y es independiente del radio de
la trayectoria. Depende de la relación entre la carga y la masa de la partícula cargada.

En el ejemplo anterior, el movimiento de la partícula es en sentido contrario al de giro de las manecillas del reloj. Si la carga
es negativa, el análisis realizado produce el mismo resultado pero con el sentido de rotación al contrario, en sentido horario.
Si la velocidad no es perpendicular al campo B , como en el ejemplo, la fuerza asociada a la componente de la velocidad per-
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 123

pendicular al campo ocasiona el movimiento circular, pero la componente paralela, que permanece constante, contribuye
con una componente del desplazamiento, en línea recta. El resultado es un movimiento helicoidal con radio
mv ⊥
R= .
qB

8.2 Fuerza sobre elementos de corriente

Para expresar la fuerza dF sobre un elemento de corriente I d`, se puede realizar un truco matemático, al expresar al elemento
de corriente como
dq d`
I d` = d` = dq = dq v .
dt dt

Esto es, el elemento de corriente puede considerarse como un elemento de carga eléctrica dq que se mueve con velocidad
v . Entonces, la aplicación de la ecuación (8.1) permite escribir la fuerza producida por un campo B sobre el elemento de
corriente, como

dF = dq v × B = I d` × B ,

que para un circuito a lo largo de una curva es, la suma de las contribuciones dF , o sea,
Z
F= I d` × B . (8.3)
c

Vale la pena anotar que el elemento I d` no ejerce fuerza sobre si mismo, por lo que el campo B que actúa sobre el elemento
es externo; en caso que sea ocasionado por una corriente, está circulará por otro circuito.

8.3 Fuerza entre elementos de corriente

b
I2 dℓ2

R21
I1 dℓ1

Figura 8.4: Elementos de corriente que interactúan entre sí.

Sean I 1 d`1 y I 2 d`2 , dos elementos de corriente, separados por una distancia R 21 , como se ve en la figura 8.4. La fuerza d(dF 1 )
sobre el elemento I 1 d`1 realizada por el segundo elemento será

d(dF 1 ) = I 1 d`1 × dB 2 ,
124 Fuerza magnética

donde dB 2 es el campo debido al elemento de corriente I 2 d`2 . Por la ley de Biot–Savart, este campo en el punto donde se
halla el elemento de corriente I 1 d`1 es

µ0 I 2 d`2 × Rb21
dB 2 = 2
.
4πR 21

Entonces, la fuerza sobre el elemento de corriente I 1 d`1 es

µ0 I 1 d`1 × (I 2 d`2 × Rb21 )


d(dF 1 ) = 2
.
4πR 21

Al tomar en cuenta los circuitos a los que pertenecen los dos elementos de corriente, resulta que la fuerza sobre el conductor
1, debida al conductor 2, es

µ0 I 1 I 2 d`1 × (d`2 × Rb21 )


Z Z
F1 = 2
.
4π c1 c2 R 21

Si las corrientes en los dos conductores son como en la figura 8.4, el campo B 2 , en el punto donde está el elemento I 1 d`2 ,
apunta hacia afuera de la página (¯). Entonces, el producto vectorial de d`2 con d`2 × Rb21 apunta hacia la derecha en la
misma figura; ese es el sentido de la fuerza que experimenta el conductor 1. En conclusión: el conductor 2 es atraído por el
conductor 1; un análisis similar de la fuerza sobre el conductor 1, revela que este es atraído por el conductor 2. Si examinan
con cuidado la situación para el caso en que las corrientes en los conductores van en sentidos contrarios, verán que las
fuerzas son de repulsión entre los dos conductores. En resumen:

Dos conductores que transportan corrientes, se atraen entre sí cuando las corrientes van en el mismo sentido; si las
corrientes van en sentidos contrarios, los conductores se repelen.

La existencia de estas fuerzas entre conductores, impone un límite mecánico al diseño de electroimanes. Recuerden que un
solenoide por el que circula corriente, produce un campo magnético H y, por tanto, densidad de flujo magnético B = µ0 H .
En la imagen de la izquierda en la figura 8.5, se ve que dos espiras adyacentes de un solenoide llevan corriente en el mismo
sentido, por lo que se atraen. El resultado es que el solenoide se puede comprimir en la dirección del eje, por efecto de estas
fuerzas atractivas entre espiras.
Pero eso no es todo. En la imagen de la derecha de la figura 8.5 se observa que dos elementos de corriente diametralmente
opuestos, de la misma espira, llevan corrientes en sentidos contrarios por lo que se repelen. Entonces, también aparecen
fuerzas en dirección radial que tienden a expandir la bobina. Estas fuerzas, tanto de compresión, como de tracción son las
que imponen limitaciones en el diseño de los magnetos.

8.4 Torque sobre una espira, debido a fuerza magnética

En la figura 8.6 se ilustra una espira rectangular, de lados a y b, que transporta una corriente I . Para simplificar los cálculos
se considera, en primera instancia, que la espira se encuentra sobre el plano y z de un sistema cartesiano, de modo que el
lado a es paralelo al eje y, en tanto que el lado b es paralelo al eje z; la espira se encuentra dentro de la región de un campo
B , uniforme, perpendicular al plano xz, lo que equivale a decir que los elementos de corriente de los segmentos 2–3 y 1–4 de
la espira son perpendiculares a las líneas de campo magnético, mientras los elementos del segmento 1–2 son antiparalelos y
los del segmento 3–4 son paralelos. Por esta razón, los productos d` × B son nulos para los lados 1–2 y 3–4; para el segmento
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 125

F I

F
I F F I
I
F
F
en espiras
adyacentes, I
va en el mismo sentido; I
las espiras se en elementos diametralmente
atraen entre sı́ opuestos de cada espira
I va en sentido contrario;
los elementos se
repelen entre sı́

Figura 8.5: Interacción de diferentes elementos de corriente en un solenoide.

campo B
3 4

b I I
y

2 a 1
x
Figura 8.6: Espira con corriente I en presencia de campo magnético.

2–3 apuntan en dirección −bı ; para el segmento 4–1 apuntan en dirección b


ı . Con base en esto, la fuerza magnética sobre la
espira, debida al campo B es
I
F = I d` × B
Z Z Z Z
= I d` × B + I d` × B + I d` × B + I d` × B
12 23 34 41
Z Z
= I d` × B + I d` × B
23 41
ı + I bB b
= −I bB b ı = 0.

El campo uniforme B ejerce una fuerza nula sobre la espira rectangular, con corriente I .

No obstante, el torque respecto al eje z debido al campo B no es nulo, como se muestra a continuación. En la figura 8.7
126 Fuerza magnética

se muestran las fuerzas F 1 sobre los elementos del segmento 2–3, la fuerza F 2 sobre los elementos del segmento 4–1, los
vectores r 1 y r 2 que van desde el eje z hasta los lados 2–3 y 4–1, respectivamente. Entonces, las fuerzas se expresan como
F 1 = −I bBb ı ; los vectores r 1 y r 2 , se escriben como r 1 = − a2 b
ı , F 2 = I bB b  y r 2 = a2 b
 . Entonces, el torque neto sobre la espira,
respecto al eje z es
z

campo B

r2 r1
F2⊗ ⊙F1

a/2 a/2

Figura 8.7: Fuerzas sobre espira con corriente I en presencia de campo magnético.

τ = r 1 × F1 + r 2 × F2
 × (−b
= −(a/2)I bB b  ×b
ı ) + (a/2)I bB b ı
= −(a/2)I bB kb − (a/2)I bB kb
τ = −I abB k.
b

Existe un torque negativo respecto al eje z, que ocasiona una rotación de la espira alrededor del eje z en el sentido de
rotación de las manecillas del reloj.

Para expresar el torque en otra forma, se tiene en cuenta que el área de la espira es A = ab. Además, el campo H producido
por la espira en el centro apunta en dirección (−b ı ). Esa dirección coincide con la del vector normal al plano de la espira.
Entonces: por un lado, la magnitud del torque se puede expresar como

τ = I B A;

 =n
ı) × b
por otro lado, la dirección está dada por el producto vectorial (−b  . Por tanto, el torque como vector se expresa
b× b

τ = I A ×B,

donde

A = A n.
b

Si la espira tiene alguna inclinación, de modo que su plano no coincida con el plano y z, el resultado anterior aún es válido,
lo que se puede verificar al descomponer el campo B de modo que una componente esté sobre el plano y z y la otra sea
perpendicular. La componente del torque para esta componente es nula. El torque neto tendrá magnitud

τ = I AB sen α,
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 127

donde α es el ángulo que forman los vectores n


b y Bb.

8.5 Momento magnético y magnetización

Al vector I A se le define como momento dipolar magnético y se simboliza como m. su dirección coincide con la del campo
magnético H producido por la corriente que circula por la espira. Es decir,

m = I A,

con lo que el torque sobre la espira debido al campo B se escribe como

τ = m ×B.

Su dirección es tal que el momento magnético dipolar tiende a alinearse paralelo al campo B . El resultado obtenido para la
espira rectangular, de manera sencilla, puede extenderse para cualquier tipo de espira plana, en particular, para una circular.

L
v
m b

e−

Figura 8.8: Electrón en órbita circular.

En el modelo más primitivo del átomo, el electrón se representa como una carga eléctrica e = −1.6 × 10−19 C, que gira alrede-
dor del núcleo, como se representa en la figura 8.8, por lo que tiene un momento angular L. Este electrón se puede considerar
como una espira circular de corriente, por lo que genera un campo magnético H , al cual está asociado un momento magné-
tico de dipolo, orbital, m, que se representa en la figura. Este momento magnético se llama orbital porque está asociado al
momento angular orbital.
Existe otra componente de momento angular y por tanto de momento magnético, llamada de espín, que tiene su origen en
efectos cuánticos. El efecto se puede describir, como si el electrón girara sobre su propio eje, de manera análoga a como lo
hace la Tierra, con lo cual genera una componente adicional de campo magnético y en consecuencia de momento magnéti-
co, al cual se le llama simplemente espín. El momento magnético de un átomo sera la suma de los momentos orbitales y de
espín de todos sus electrones, junto con una componente de momento magnético nuclear. Esta última es la que interviene
en la técnica conocida como resonancia magnética nuclear.
Un trozo de material de volumen ∆V , tendrá un momento magnético que es la suma de los momentos magnéticos i –ésimos,
de los N átomos que forman esa porción de material, esto es,
N
∆m =
X
mi ,
i =1

suma imposible de calcular, por lo que se define una cantidad macroscópica, llamada magnetización M, como
P
m i dm
M = lı́m ≡ .
∆V →0 ∆V dV
128 Fuerza magnética

La magnetización es una cantidad física que puede medirse experimentalmente, al colocar una muestra de material en el
centro de una bobina por la que circula una corriente I , con lo que se aplica campo magnético. Al magnetizarse el material,
hace variar el campo y por tanto la corriente en otra bobina, lo que permite el cálculo indirecto de la magnetización.
Si en un punto o una región del material la magnetización es cero, se dice que el material es no magnetizado. Si la magneti-
zación es diferente de cero, se dice que el material está magnetizado. Hay materiales que tienen una magnetización no nula,
son los llamados imanes o magnetos.
Las unidades de la magnetización, se deducen con base en su definición, son unidades de corriente por área, divididas por
volumen, esto es

Am2 A
[M] = 3
= ,
m m
es decir son las mismas del campo magnético H . Esto no es casualidad, por cuanto la magnetización al igual que H tiene su
origen en cargas en movimiento. En otras palabras, se puede considerar como causada por una corriente I 0 , que corresponde
al movimiento de los electrones en sus respectivos átomos. Entonces, la contribución neta al campo magnético se debe a la
corriente I que origina a H externo al material, más la corriente I 0 que causa la magnetización del material. Es decir puede
expresarse una corriente total produciendo campo, como

IT = I 0 + I .

Entonces la ley de Ampere, aplicada al vector densidad de flujo magnético, debe incluir a esta corriente, esto es

1
I
B · d` = I T ;
µ0

para el campo aplicado es


I
H · d` = I ;

para la magnetización es
I
M · d` = I 0 .

Entonces, la corriente total I T , como suma de estas dos últimas corrientes, conduce a

1
I I I I
B · d` = H · d` + M · d` = (H + M) · d`.
µ0

Como esto se cumple para todo el volumen del material, se pueden igualar los integrandos, de lo que resulta

B = µ0 (H + M).

Este es el campo neto B que se induce en el material como resultado de la acción del campo aplicado H y de la respuesta
M del material. Por esta razón, el campo H se llama también campo magnetizante y el campo B , se conoce además como
inducción magnética.
Cuando se tiene el caso particular de un medio lineal, homogéneo e isotrópico magnéticamente, la magnetización resulta
proporcional al campo aplicado H , esto es,

M = χM H ,
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 129

donde χM es la susceptibilidad magnética del material. Entonces, para este tipo de materiales, se cumple

B = µ0 (H + χM H ) = µ0 (1 + χ)H .

Al definir, la permeabilidad relativa del material como

µr ≡ 1 + χ,

se tiene

B = µ0 µr H ≡ µH ,

donde se ha definido

µ = µ0 µr ,

como la permeabilidad magnética del material. Para los materiales no magnéticos χ = 0, por lo que µr = 1 y la permeabilidad
neta es igual a la del espacio libre.

Vale la pena recordar que H es el campo magnético originado en una corriente, por lo que la inducción magnética
en el espacio libre o en un medio no magnético es µ0 H . En un medio magnético al que se ha aplicado el campo
magnetizante H , la inducción magnética es µ0 (H + M).

B 0 = µ0 H
B = µ0 (1 + 49)H = 50 B 0

I I

I I

solenoide sin ferrita solenoide con ferrita

Figura 8.9: Construcción de un electroimán.

Ejemplo 8.3 Aumento de la inducción magnética en el interior de un solenoide: construcción de un electroimán

Un tipo de ferrita isotrópica y homogénea tiene permeabilidad magnética µr = 50. Una barra de ese material se in-
troduce dentro de un solenoide al que se aplica una corriente I , como se muestra en la figura 8.9. Si se supone que el
comportamiento de la magnetización es lineal con el campo aplicado, se tiene que la susceptibilidad magnética es

χM = µr − 1 = 50 − 1 = 49,
130 Fuerza magnética

o sea, la magnetización es

M = 49 H ,

por lo que

B = µ0 (1 + 49)H = 50 µ0 H ,

Es decir, al introducir la barra de ferrita en el interior del solenoide, la magnetización es 49 veces el campo aplicado
H y la inducción magnética es 50 veces la que se tiene en el centro del solenoide sin ferrita. Lo que se construye con
este procedimiento es un electroimán con una densidad de flujo magnético de mayor intensidad debido al efecto de
la magnetización del material; la barra de ferrita se llama núcleo del electroimán.

La tabla 8.2 contiene comparaciones adicionales a las de la tabla 8.1, entre la electrostática y la magnetostática.

Tabla 8.2: Comparación entre electrostática y magnetostática en materiales.

Electrostática Magnetostática
D = ²0 (1 + χE ) E B = µ0 (1 + χM ) H
D = ²r ²0 E = ²E B = µr µ0 H = µH
P = polarización M magnetización

8.6 Clasificación de los materiales, según su respuesta magnética

Al contrario de la susceptibilidad eléctrica, la magnética puede tomar valores negativos. Los materiales con susceptibilidad
magnética negativa se llaman diamagnéticos, en tanto, que los de susceptibilidad positiva se clasifican según el valor de χ.
Se podría pensar que no deben existir esas diferencias, por cuanto en todos los materiales, la magnetización proviene de sus
electrones en movimiento. Sin embargo, esto no es así debido a comportamientos y efectos que sólo pueden explicarse a
través de la mecánica cuántica. No obstante se describirá una explicación simplificada.
Un electrón, desde el punto de vista clásico, se considera como una partícula cargada eléctricamente que describe una orbita
alrededor del núcleo del átomo. En ese sentido se comporta como una espira de corriente con un momento magnético
orbital m, asociado al momento angular orbital. La aplicación de un campo magnético H produce un torque sobre la espira
que tiende a alinear el momento magnético con H . Si no existieran más contribuciones al momento magnético, todos los
momentos dipolares magnéticos se alinearían de la misma forma, por lo que todos los materiales responderían de manera
igual al campo aplicado.
Durante el primer cuarto del siglo pasado se realizaron impactantes hallazgos experimentales y teóricos sobre el compor-
tamiento magnético de los electrones. Uno de ellos fue que se comporta como si girara alrededor de sí mismo, por lo que
tiene un momento magnético adicional que se llamo momento magnético de espín m s , o simplemente espín, con valor
m s = ± 9 × 10−24 Am2 . El signo positivo se asigna cuando está alineado en dirección al campo externo H , en tanto que el
negativo corresponde a alineación contraria a H ; se simbolizan como ↑ y ↓, respectivamente.
En un elemento químico, con varios electrones, se tiene, entonces, una combinación de espines positivos y negativos, única
para cada elemento, que al ser vectores, se suman y determinan de manera significativa el momento magnético neto y por
ende su respuesta al campo aplicado. Por ejemplo, en un átomo se puede tener una combinación como ↑ ↓ ↑ ↓ ↑ ↑ ↑ ↑, en tanto
que en otro átomo la combinación será diferente. Más aún los espines de diferentes átomos contribuyen al comportamiento
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 131

magnético de moléculas. La consecuencia de todo esto es que las combinaciones de los espines junto con las de momento
magnético orbital determinan la clasificación de los materiales magnético, de los cuales se mencionan solo unos pocos:

diamagnéticos: en los que el momento magnético orbital y el de espín se combinan para dar lugar a un momento magnético
neto cero. En cada “espira” la susceptibilidad magnética es ligeramente negativa debido a que el campo aplicado hace
disminuir la velocidad orbital y por tanto el momento magnético. Al ser ligeramente negativa la susceptibilidad, µr / 1,
por lo que la inducción magnética es menor a la que hay sin campo aplicado, esto es,

B / µ0 H .

Esta relación se tiene en diamagnético, excepto los perfectos, como los superconductores, en donde χ = −1, por lo que
la inducción magnética es nula dentro del material; se dice que expulsa las líneas de campo magnético de su interior.

paramagnéticos: con susceptibilidad ligeramente positiva, en los que el momento magnético es nulo en ausencia de campo
magnético aplicado. Al aplicar el campo magnetizante H , el material responde linealmente y se magnetiza ligeramen-
te; al retirar el campo magnético el material vuelve a tener momento magnético cero. En ellos

B ' µ0 H

ferromagnéticos: en los que la magnetización es fuerte, o sea, χ À 0, por lo que µr À 1. El momento magnético de cada
átomo es lo bastante intenso como alinear a algunos momentos magnéticos vecinos. Esto origina la aparición de lo
que se llaman dominios magnéticos como se ilustra en la figura 8.10, algunas veces de tamaño microscópico, que son
regiones con un momento magnético significativo. Al aplicar el campo H , muchos de estos dominios se alinean con él
y el material se magnetiza fuertemente. El tema de los ferroeléctricos es extenso. Pueden consultar algo de información
adicional en la referencia [7] y mayores detalles en libros de materiales y de teoría electromagnética.

Figura 8.10: Representación esquemática de los dominios magnéticos en un material ferromagnético.

Las anteriores son las principales clases de materiales magnéticos. Hay otros tipos de materiales como antiferromagnéticos,
ferrimagnéticos, antiferrimagnéticos, superparamagnéticos, pero no es el propósito de este texto ampliar este tema.

8.7 Ejercicios
132 Fuerza magnética

Ejercicios

 . De-
8.1 En una región del espacio la densidad de flujo magnético es 5 × 10−4 T kb y hay un campo eléctrico 5 V/m b
terminen la velocidad que debe tener un electrón para atravesar esa región sin que su velocidad cambie.

8.2 Una sección de alambre conductor de 30 cm de longitud, transporta una corriente de 5 amperios en dirección
−kb y está en presencia de una densidad de flujo magnético 3.5 × 10−3 (b  ) T. Calculen la fuerza magnética que expe-
ı−b
rimenta el alambre.

8.3 Determinen la velocidad tangencial de un protón en un campo de magnitud B = 30 µT si describe una trayectoria
circular de 5 milímetros de radio.

8.4 Una partícula alfa (masa 6.68 × 10−27 kg y carga 2e) y un protón (masa 1.673 × 10−27 kg y carga e) ingresan a una
región con densidad de flujo magnético de magnitud 1 µT, con velocidad 8.5 m/s. Calculen el radio de las trayectorias
de las dos partículas.

8.5 Un protón en presencia de un campo magnético completa una órbita circular en 2.35 µs. Calculen la magnitud
de la densidad de flujo magnético.

8.6 La figura 8.11 muestra una corriente I a través de un alambre en presencia de un campo magnético H , así como
la dirección de la fuerza producida por ese campo. El campo magnético está en el sentido de

a −kb

b ı
b

c kb

d 
b

e 
−b

Figura 8.11: Corriente en presencia de campo magnético.

8.7 Se dirigen iones hacia el dispositivo mostrado en la figura 8.12, que son desviados en las trayectorias indicadas.
Señale la opción correcta

a los iones son positivos y m 2 > m 1

b los iones son negativos y m 2 > m 1

c los iones son positivos y m 1 > m 2

d los iones son negativos y m 1 > m 2


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 133

Figura 8.12: Iones desviados por campo magnético.

8.8 Señale sobre la figura 8.13 la única combinación de vectores velocidad v , fuerza magnética F y densidad de flujo
magnético B , que tiene sentido físico para una partícula cargada positivamente

Figura 8.13: Velocidades y campos B .

8.9 Hay un alambre portador de corriente I , situado a lo largo del eje de simetría de una espira circular, como se
ve en la figura 8.14. La espira tambien lleva una corriente I en el sentido indicado. La fuerza magnética que ejerce el
alambre sobre la espira

a es perpencicular al plano de la espira, dirigida hacia arriba

b es perpencicular al plano de la espira, dirigida hacia abajo

c apunta en dirección radial en todos los puntos de la espira

d es cero

e produce un torque sobre la espira, alrededor del eje perpendicular a la hoja

Figura 8.14: Alambre y espira con corrientes.

8.10 En la figura 8.15 se ilustran seis situaciones diferentes para una carga positiva. Hay exactamente un caso en el
cual la fuerza magnética está dirigida hacia la izquierda de la persona que mira la hoja. Diga si esto es
134 Fuerza magnética

Falso

Verdadero

Figura 8.15: Situaciones diferentes para una carga en movimiento.

8.11 En la figura siguiente se muestran las trayectorias de un electrón (e − ) y un positrón (e + ) cuando entran a una
región de campo magnético. Señale la opción que mejor describe a la región de campo magnético.

a A la izquierdade la trayectoria inicial apunta hacia afuera del plano de la hoja y a la derecha apunta hacia adentro
del plano de la hoja

b A la derecha de la trayectoria inicial apunta hacia afuera del plano de la hoja y a la izquierda apunta hacia
adentro del plano de la hoja

c En toda la región apunta hacia afuera del plano de la hoja

d En toda la región apunta hacia adentro del plano de la hoja

e En toda la región está sobre el plano de la hoja y apunta hacia la derecha

Figura 8.16: Positrón y electrón en región magnética.


Capı́tulo 9
Inducción electromagnética y ecuaciones de
Maxwell

Las baterías no son las únicas fuentes para alimentar circuitos, por cuanto también se puede hacer con energía eléctrica pro-
veniente de una estación o central generadora. En estas centrales, se usa energía mecánica para mover imanes, con lo que
se produce flujo magnético variable cerca a bobinas de alambre conductor. El resultado es la inducción de una diferencia de
potencial, conocida como f.e.m., o fuerza electro motriz. La causa es un fenómeno conocido como inducción electromagné-
tica; si el flujo magnético a través de un circuito cerrado cambia, se inducen una fem y una corriente. Esa es la base de la ley
de inducción de Faraday; un campo magnético que varia en el tiempo, se convierte en la la fuente de un campo eléctrico.

9.1 Ley de inducción de Faraday

Imán permanente

Núcleo de hierro
I

bobina en movimiento
G
Galvanómetro

Figura 9.1: Cuando un solenoide se mueve en presencia de un campo magnético, se induce en ella una corriente, que se puede detectar
por medio de un galvanómetro.
136 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

En la figura 9.1 se muestra de manera esquemática una bobina o solenoide que tiene sus extremos conectados a las termina-
les de un galvanómetro, de manera que se cierra un camino conductor. Si la bobina se mueve respecto al campo magnético
de un imán permanente, la aguja del galvanómetro se moverá. Esto es indicio de que se presentó movimiento de cargas a
través del alambre el solenoide. La función del galvanómetro es detectar paso de corriente. Este fenómeno, denominado
inducción electromagnética, fue descubierto y publicado en 1831 por Michael Faraday; posteriormente en 1839 presentó los
mismos resultados en otro artículo titulado Resultados experimentales en electricidad.

Inducción electromagnética

Se pueden inducir corrientes eléctricas sobre conductores presentes en regiones del espacio donde haya flujo magné-
tico que cambie con el tiempo. Aunque el descubrimiento de Faraday involucra conductores y circuitos, vale la pena
anotar que no es necesaria la presencia de circuito. El campo eléctrico se induce independientemente de que haya
circuito cerrado. Si hay camino conductor cerrado, la fuerza electromotriz (f.e.m.) inducida causa el movimiento de
cargas.

Los experimentos con alambres conductores condujeron a la formulación cuantitativa de la ley de inducción. La fem indu-
cida en una espira cerrada es igual al negativo de la razón de cambio del flujo magnético a través de la espira con respecto al
tiempo, esto es,

dΦB
fem = − ,
dt

o de manera equivalente, por la definición de flujo magnético,


Z
fem = − B · dA.
∂t

Figura 9.2: Cuando un imán se mueve respecto a una espira, se induce en ella una corriente, que se puede detectar por medio de un
galvanómetro. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1]

Maneras de cambiar el flujo a través de un área.

Existen diferentes situaciones que, al ocasionar variación del flujo magnético, conducen a la inducción de campo
eléctrico, entre ellas se encuentran

mover un imán de barra. Si esto se hace en el interior de una espira o un solenoide que cierra un circuito,
como en la figura 9.2 pasará corriente a través de la bobina. Más aún, si en serie se conecta una lámpara o un
multímetro, se detectará el paso de corriente al alumbrar la bombilla, en el primer caso o con la medición de
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 137

una corriente. En las dos situaciones, sin la intervención de fuente o batería;

mover la bobina respecto al imán, como en la figura 9.1. El resultado será similar al del caso anterior;

mover un solenoide, con corriente, dentro de otro solenoide. Si se conecta como en el primer caso los resultados
serán iguales a los que se tienen al mover un imán de barra;

al variar la corriente que circula por una bobina. Esto ocasiona una variación del campo magnético asociado a
esa corriente, con el consecuente cambio de flujo; la manera más simple de ocasionar el cambio de corriente es
accionar un interruptor, como en la figura 9.3. Si se conecta otra bobina enrollada junto a la primera, se tiene
un transformador y se inducirá una f.e.m. en la segunda bobina. Esto es esencia un transformador, cuando la
primera bobina está conectada a una fuente de corriente alterna.

movimiento del área respecto al campo, como en la figura 9.4. El campo y el área son fijas, pero B A cos θ cambia
al rotar la espira. Este es el principio de un generador.

Al cambiar el área total de la espira o la porción de área que está en la región de campo magnético. Por ejem-
plo, cuando la espira se expande o se contrae o cuando se mueve de región sin campo a región con campo y
viceversa.

otras formas que se verán a través de ejemplos.

Figura 9.3: Cerrar un interruptor para que circule corriente por la espira de la derecha, ocasionará inducción de corriente en la otra espira.
Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1].

El número de líneas de campo que pasan a través del área encerrada por la espira no tiene relevancia; los valores de la f.e.m.
y la corriente inducida dependen de la razón a la cual cambia ese número de líneas. En la figura 9.1 las lineas de campo están
más concentradas cerca a los polos del imán y la concentración disminuye al alejarse del imán, por lo que al alejar la bobina
disminuye el número de líneas que pasan a través de la sección transversal de la bobina. Esto es lo que induce la f.e.m. que
hace mover los electrones dentro de la espira. Cuando la bobina deja de moverse, el número de líneas no cambia y por tanto,
desaparece la corriente inducida. En el caso de la figura 9.2 la inducción de la f.e.m. es ocasionada por la misma razón del
caso anterior.
En la situación de la figura 9.3 cuando el interruptor está abierto no hay corriente que ocasione campo magnético adicional
al campo de fondo. Al cerrar el interruptor, la corriente que circula induce campo magnético y por tanto cambia el número
de líneas de campo a través de la sección transversal de la espira. En consecuencia se induce una f.e.m. en la otra espira.
Sin embargo, cuando la corriente a través de la primera espira alcanza su valor final de equilibrio, no cambia más el flujo
magnético y desaparece la f.e.m. inducida en la segunda espira.
138 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Figura 9.4: La rotación de una espira conductora en presencia de un campo magnético, ocasionará inducción de corriente en la espira.
Imagen de openStax College, College physics [15]

Campo uniforme perpendicular a área plana

Cuando la espira se encuentra sobre un plano y el campo es uniforme y perpendicular a ese plano, el producto B · dA
se reduce a B dA; la integral dA es el área A, por lo que Φ = B A. Pueden cambiar las magnitud de B o el área, lo que
R

causa la inducción de una f.e.m. como se verá a través de los ejemplos siguientes

Ejemplo 9.1

Un alambre conductor en forma de espira cerrada, con radio 10 cm está localizado en una región donde la densidad
de flujo magnético sufre un cambio como se muestra en la figura 9.5. Si la espira está perpendicular al campo, calcular
la f.e.m. inducida en el intervalo de 0 a 3 segundos

B (T)

t (s)
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15

Figura 9.5: Comportamiento de un campo B en función del tiempo.


S OLUCIÓN : el cálculo se hace por remplazo directo en

dB A dB
f.e.m. = − = −A = −π(0.1 m)2 × 23 Ts = −2.1 × 10−2 V.
dt dt
Noten que se utilizó el hecho que la derivada de la magnitud del campo en el intervalo de tiempo de 0 a 3 segundos,
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 139

es la pendiente del correspondiente segmento de recta, 2/3 T/s.

Ejercicio. Determinen la f.e.m. inducida para la situación del ejemplo 9.1, en los tiempo t = 5 segundos y t = 10
segundos.

Ejemplo 9.2

Supongan que hay cierto material conductor elástico, en forma de espira cerrada con radio inicial de 12.0 cm, se
ubica con su plano perpendicular a un campo B de 0.80 T. Al hacerlo, se comprime bruscamente a razón de 75.0
cm/s. Determinen la f.e.m. inducida

S OLUCIÓN : también se determina por remplazo directo

dB A dA dr 2 dr
f.e.m. = − = −B = −πB = −B π × 2r = −2π × 0.8T × 0.12 m × (−0.75 m/s) = 0.452 V.
dt dt dt dt
dr
En este ejemplo, lo que cambiaba era el área por la reducción del radio a razón = −0.75 m/s.
dt

Ejemplo 9.3

En la figura 9.6 el flujo magnético cambia según la función ΦB = 6.0t 2 + 7.0t , con el flujo en miliwebers y el tiempo en
segundos. Calcular la magnitud de la f.e.m. inducida cuando t = 2.0 segundos
S OLUCIÓN : el flujo cambia con el tiempo, por lo que la fuerza electromotriz inducida se calcula, para un tiempo t , de
manera directa como

f.e.m. = − = −(12.0t + 7.0).
dt
Ahora, simplemente se evalúa en t = 2 segundos y se obtiene

f.e.m. = −31.0 mV.

Se tuvo en cuenta que el flujo está en miliweber. La magnitud de la f.e.m. será 31.0 milivoltios.

Figura 9.6: Espira en presencia de un campo magnético. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1].
140 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Ejercicio. Si la resistencia R de la figura 9.6 es de 2200 Ω, calculen la corriente a través de ella, en función del tiempo.

Figura 9.7: Barra conductora en rotación respecto a un pivote. Imagen de Serway & Jeweet, Física para ciencias e ingenierías [6].

Ejemplo 9.4 f.e.m.inducida en barra rotante

Una barra conductora de longitud ` gira con velocidad angular constante ω en torno a un pivote en el extremo de
la barra, como se ve en la figura 9.7. La barra se encuentra en presencia de un campo B perpendicular al plano de
rotación, que entra a la página. Calcular la f.e.m. inducida entre los extremos de la barra.

S OLUCIÓN : la f.e.m. entre los extremos de la barra se simboliza como E . Se divide la barra en fragmentos de longitud
dr , a una distancia r del pivote. Cada segmento contribuye a la f.e.m. en una cantidad dE y la f.e.m. total es la suma
de estas contribuciones.
Cuando la barra gira un ángulo dθ, el segmento de barra se desplaza una longitud de arco d` = r dθ. Al hacerlo barre
un diferencial de área dA = dr d` = r dr dθ. Entonces, la magnitud de la contribución de este segmento a la f.e.m.
inducida es
dΦ dA
dE = =B = B ωr dr.
dt dt

La f.e.m. total E se determina al integrar a lo largo de toda la barra. Se tiene al hacerlo,

Z Z `
E= dE = B ω r dr = 12 B ω`2 .
0

9.1.1. La ley de Lenz


Como se mencionó antes, la ley de inducción de Faraday establece que la variación del flujo magnético a través de un área,
induce una f.e.m. sin importar si hay un camino conductor cerrado. Una interpretación práctica de esta ley fue formulada por
Heinrich Friedrich Lenz, mediante una regla para determinar la dirección de la corriente inducida en un camino conductor
cerrado.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 141

Ley de Lenz

La corriente inducida tiene un sentido tal que el campo magnético debido a esta corriente se opone al cambio del
flujo magnético que induce la corriente. Esta regle se conoce como ley de Lenz.

Figura 9.8: A medida que un magneto se aproxima a una espira, se induce corriente en ella. Esta corriente crea su propio campo magnético
con un momento dipolar magnético µ que se opone al movimiento del magneto. La corriente debe ser en sentido contrario al de giro de
las manecillas del reloj. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1].

En la figura 9.8 el polo norte de un imán permanente se acerca a una espira conductora. La aproximación del imán hace que
pasen más líneas de campo a través de la espira, por cuanto cerca al polo norte hay más concentración. Entonces aumenta
el flujo magnético a través de la espira, lo que induce una corriente en ella. En consecuencia, la espira se convierte en una
fuente de campo magnético. Ahora es un dipolo magnético con su polo sur abajo y el polo norte frente al norte del imán.
Así, el dipolo inducido repele al imán que se aproxima. La aplicación de la regla de la mano derecha permite deducir que la
corriente debe ser en sentido contrario al de giro de las manecillas del reloj.
Si ahora se mueve el imán de regreso al sitio original, disminuye la concentración de líneas de campo. Esa disminución de
flujo induce la corriente en sentido contrario para contrarrestar la disminución de flujo. El dipolo magnético inducido ahora
tendrá su polo sur arriba de modo que tiene a atraer el imán.

Vale la pena advertir que el flujo magnético inducido siempre se opone al cambio del flujo original; no siempre se
opone al campo B . Esto es lo que ocurre al alejar el imán de la espira, pues los campos magnéticos del imán y del
dipolo inducido están en la misma dirección. Esto es así porque este último se opone al cambio de flujo. Como ven, el
término clave es oposición al cambio de flujo.

La figura 9.9 ilustra lo anterior y puede interpretarse de la manera siguiente

En a) y c) el campo B aumenta su magnitud, de modo que el campo inducido debe estar en sentido contrario al
de B . En a) el campo inducido debe apuntar hacia arriba y en c) hacia abajo. Esto determina los sentidos de las
corrientes.

En b) y d) el campo B disminuye en magnitud, de modo que el campo inducido debe estar en el mismo sentido
al de B para oponerse a la disminución en la magnitud del flujo. Como en a) y c) esto determina el sentido de
las corrientes en cada caso. Noten que aquí el campo inducido no se opone al campo original.
142 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Figura 9.9: La dirección de la corriente debe ser tal que se opone al cambio de flujo magnético. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDA-
MENTALS OF PHYSICS [1].

Ejemplo 9.5 Corriente y f.e.m. inducidas debido a un campo uniforme variable

En la figura 9.10 se muestra un conductor cerrado que consiste de medio círculo de radio 0.2 metros y tres secciones
rectas. El semicírculo está en presencia de un campo B cuya magnitud está dada por 4.0t 2 + 2.0t + 3.0, con B en teslas
y el tiempo en segundos. El circuito del conductor se modela como una batería y una resistencia conectadas en serie.
Si la resistencia neta del conductor es 2.0 Ω y la f.e.m. de la batería es E bat = 2.0 V, calcular la magnitud de la f.e.m
inducida y la corriente cuando el tiempo es 10 segundos

S OLUCIÓN : la densidad de flujo magnético cambia con el tiempo y el área es fija por lo que, al usar la ley de inducción
de Faraday, la f.e.m. en función del tiempo se calcula como

dB
f.e.m. = −A = − 12 πr 2 × (8.0t + 2.0).
dt

Ahora, simplemente se evalúa en t = 10 segundos y se obtiene

f.e.m. = −5.152 V.

La magnitud de la f.e.m. es 5.152 voltios. El signo menos significa que la corriente deberá estar en sentido negativo,
es decir, de las manecillas del reloj. Esto es razonable por cuanto el flujo sale de la página (¯) y aumenta. La corriente
que se induzca debe producir un campo que entra a la página (⊗) para que se oponga a este aumento, es decir debe
ser en dirección de las manecillas del reloj. Noten que el área usada en el cálculo es la que está en presencia de campo
magnético.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 143

Figura 9.10: Batería conectada a un conductor cerrado en presencia de un campo magnético cuya magnitud cambia con el tiempo.
Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1]
Para el cálculo de la corriente, se tiene en cuenta que ahora hay dos f.e.m. que se superponen, la inducida E i nd y la de
la batería E bat . Entonces la corriente será

E bat + E i nd 2.0 − 5.512


i= = Ω = −1.58 A.
R 2.0

En el ejemplo 9.5 aunque el campo varía con el tiempo es uniforme, la variación del campo se manifiesta de la misma forma
en todas las posiciones. El ejemplo siguiente muestra como trabajar el caso de un campo no uniforme.

Ejemplo 9.6 f.e.m. inducida debido a un campo no uniforme variable

En la figura 9.11 se muestra una espira conductora rectangular, de altura H y ancho W , en presencia de un campo
B cuya magnitud está dada por 4t 2 x 2 , con B en teslas, el tiempo en segundos y las longitudes en metros. Si las
dimensiones son H = 2.0 m y W = 3.0 m, determinar la magnitud y dirección de la f.e.m. inducida en la espira en
t = 0.1 segundos.

Figura 9.11: Espira conductora en presencia de campo magnético. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHY-
SICS [1]
S OLUCIÓN : el campo magnético cambia con el tiempo, por lo que existe una f.e.m. inducida, que se calcula en función
del tiempo. Sin embargo, el flujo no se puede escribir de la forma Φ = B A, debido a que B depende de x. Entonces,
Z Z Z Z W
Φ= B · dA = B dA = B H dx = H 4t 2 x 2 dx,
0

por cuanto, x H es el área de una porción del rectángulo, con ancho x. Como la variable de integración es x, tenemos
Z 3
2
Φ = 4 × 2.0t x 2 dx = 72t 2 .
0

Este es el flujo que hay que derivar respecto al tiempo, según la ley de inducción de Faraday. Resulta


f.e.m. = − = −144t ,
dt
144 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

que al evaluar en 0.1 segundos, conduce a

f.e.m. = −14.4 V.

El signo negativo indica que la corriente se induce en el sentido contrario al de las manecillas del reloj, como se deduce
también al aplicar la ley de Lenz. El campo entra a la página y aumenta su magnitud, por lo que la corriente inducida
debe generar un campo que sale de la página.

9.2 Inducción electromagnética y energía

La situación de la figura 9.8 ilustra algo que ocurre con la inducción. Al mover el imán hacia la espira o al alejarlo, hay una
fuerza magnética que se opone, por lo que se requiere la realización de un trabajo por parte de un agente externo. Mientras
tanto, hay un aumento de energía térmica en el material debido a la resistencia eléctrica y la circulación de corriente. La
energía transferida por el agente externo al sistema espira-imán hace aumentar su energía térmica. Al aumentar la rapidez
de movimiento del magneto, aumenta la rapidez con la que la fuerza externa realiza trabajo y, por tanto, aumenta la rapidez
de transferencia de energía térmica a la espira. En otras palabras, aumenta la potencia transferida.
El punto clave es que sin importar cuánta corriente se induce, siempre hay transferencia de energía y transformada en ener-
gía térmica debido a circulación de corriente en el material de la espira. En la figura 9.3 al cerrar el interruptor hay un instante
de tiempo durante el cual se induce una corriente en la bobina de la izquierda, de modo que se transfiere energía desde la
batería.

Figura 9.12: Espira conductora que es retirada de la región de un campo magnético. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF
PHYSICS [1].

La figura 9.12 ilustra la situación de una espira conductora rectangular de altura L con uno de sus extremos en presencia de
un campo uniforme entrante, perpendicular al plano de la espira. La región de campo está delimitada por el rectángulo de
línea discontinua y se ignora cualquier distorsión de las líneas de campo en los límites de esa región. Un agente externo hala
la espira con rapidez constante hacia la derecha. Se produce una variación del flujo magnético porque disminuye la porción
del área de la espira que está en la región de campo. Esto produce una corriente en sentido horario, que implica una fuerza
magnética hacia la izquierda sobre el elemento vertical de corriente, de la parte izquierda. Para halar la espira a velocidad
constante, el agente externo debe aplicar una fuerza de igual magnitud que la magnética, pero en sentido opuesto.
La potencia o razón a la cual se realiza trabajo es P = F v. Entonces hay que calcular la fuerza F que hace el agente externo en
función del campo y parámetros de la espira. Esta fuerza debe contrarrestar a i d`×B que realiza el campo sobre el elemento
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 145

de corriente. Noten que la fuerza neta es solamente la ejercida por el elemento vertical de la izquierda porque las fuerzas F 2
y F 3 se cancelan. Esta fuerza es i LB .
Hay que comenzar por calcular primero el flujo magnético a través del área A = Lx cuando una longitud x de la espira aún
está en la región de campo; ese flujo es

Φ = B A = B Lx.

Al disminuir el área se induce una f.e.m. con magnitud

dΦ dx
|E | = = BL = B Lv.
dt dt

En la figura 9.13 se modela la situación por medio de un circuito alimentado por la fuerza electromotriz E , que induce la
corriente i a través de la resistencia global de toda la espira. Entonces, la corriente i es

E B Lv
i= = .
R R

Por tanto, la fuerza que debe realizar el agente externo tiene magnitud

B 2L2 v
F = i LB = .
R

Figura 9.13: Circuito equivalente al de la espira conductora. Imagen de Halliday & Resnick, FUNDAMENTALS OF PHYSICS [1].

Potencia suministrada por agente externo

Finalmente se puede evaluar la potencia suministrada por el agente externo, como

B 2L2 v 2
P =Fv = . (9.1)
R

Para comparar, se calcula ahora la potencia disipada al pasar la corriente inducida a través de la resistencia R.
¶2
B Lv
µ
P = i 2R = R.
R
146 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Potencia disipada en la resistencia

Entonces, la potencia disipada en la resistencia es

B 2L2 v 2
P =Fv = . (9.2)
R
Esta potencia es igual a la de la ecuación (9.1). La moraleja es que el trabajo realizado por el agente externo al halar la
espira en presencia del campo magnético, aparece en el circuito como energía térmica.

9.2.1. Generadores de corriente


Algunos de los ejemplos vistos, en particular la situación de la figura 9.12 sugieren la posibilidad de transformar la energía
mecánica en eléctrica, es decir, generar energía eléctrica al aprovechar corrientes inducidas. El ejemplo siguiente es una
variación del caso de la figura 9.12.

Ejemplo 9.7 Generador de barra conductora corrediza

Figura 9.14: Generador de barra corrediza. Imagen de Sears, Young y Friedman, Fisica universitaria[7].
La figura 9.14 muestra un conductor en forma de U en un campo B uniforme perpendicular al plano de la figura,
que entra a la página. Colocamos una varilla de metal con longitud L entre los dos brazos del conductor para formar
un circuito, y se mueve la varilla, como en un par de rieles, hacia la derecha con rapidez v constante. Esto induce
una f.e.m. y una corriente, que es la razón por la que este dispositivo se llama generador de conductor corredizo.
Determinar la magnitud y dirección de la f.e.m. inducida resultante.
S OLUCIÓN : el campo magnético es uniforme sobre el área de la espira, por lo que la variación del flujo magnético
está determinada por el aumento del área de la espira al mover la barra hacia la derecha. El aumento de área significa
aumento en la magnitud del flujo; hay mas líneas de campo en la dirección del campo, o sea, hacia dentro de la hoja.
Entonces, la f.e.m. debe estar dirigida en el sentido anti-horario alrededor de la espira.
La magnitud de esa f.e.m. inducida se calcula como

dA dLvdt
E =B =B = Bl v.
dt dt
Noten que si la velocidad de la varilla es constante, la f.e.m. es constante. Por esto, el generador de conductor corre-
dizo actúa como un generador de corriente directa. Sin embargo no es un dispositivo muy práctico, ya que la varilla
en algún momento se mueve más allá del conductor en forma de U y el contacto se pierde, con lo que la corriente
desaparece. En los ejemplos 9.8 y 9.9 se verán dos tipos de generadores más prácticos.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 147

Ejercicio. Verifiquen que para el generador de barra corrediza del ejemplo 9.7 la rapidez con que se realiza trabajo
externo sobre la barra es igual a la potencia disipada en el circuito.

Ejemplo 9.8 Generador sencillo de corriente alterna

Figura 9.15: Representación esquemática de un alternador sencillo. Imagen de Sears, Young y Friedman, Fisica universitaria[7].
La figura 9.15 muestra una versión sencilla de un alternador, un dispositivo que genera una f.e.m. alterna. Se hace
girar una espira rectangular con rapidez angular constante ω alrededor del eje que se indica, en presencia de un
campo magnético uniforme y constante. Se puede considerar como cero a la fase inicial del movimiento de rotación.
Determinar la f.e.m. inducida.
S OLUCIÓN : por la ley de inducción de Faraday la f.e.m. es producto de un flujo magnético variable. Sin embargo, en
esta situación el campo magnético y el área de la espira son constantes. La variación de flujo se produce porque la
dirección de A cambia al girar la espira. De manera equivalente, la magnitud del flujo B A cos θ cambia por variación
del ángulo θ al girar la espira. Entonces, la f.e.m. se calcula como

dB A cos θ d cos ωt
E =− = −B A = B Aω sen ωt .
dt dt
La fem inducida E varía en forma sinusoidal con respecto al tiempo, como se muestra en la figura 9.15. Cuando el
plano de la espira es perpendicular a B el flujo magnético alcanza sus valores máximo y mínimo. En esos momentos,
su tasa instantánea de cambio es igual a cero y E es cero. E tiene magnitud máxima cuando el plano de la espira
es paralelo a B y el flujo cambia con la máxima rapidez. Podemos utilizar el alternador como fuente de f.e.m. en un
circuito externo mediante dos anillos colectores que giran con la espira, como se ilustra en la figura 9.15. Los anillos se
deslizan contra unos contactos fijos llamados escobillas, que están conectados a las terminales exteriores a y b. Como
la f.e.m. varía en forma sinusoidal, la corriente resultante en el circuito es alterna, cuya magnitud y dirección también
varían en forma sinusoidal. Por esta razón, un alternador es más conocido como generador de corriente alterna (AC
por las siglas en inglés). La amplitud de la f.e.m. aumenta si se incrementa la rapidez de rotación, la magnitud del
campo o el área de la espira, o bien, utilizando N espiras en vez de una sola.
148 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Ejemplo 9.9 Generador sencillo de corriente directa

Figura 9.16: Representación esquemática de un generador sencillo de corriente directa. Imagen de Sears, Young y Friedman, Fisica
universitaria[7].
La figura 9.16 se ilustra un prototipo de generador que produce una f.e.m. que siempre tiene el mismo signo. El arreglo
de anillos colectores se llama conmutador; revierte las conexiones al circuito externo en posiciones angulares en las
que se invierte la f.e.m. La fem resultante se representa en la figura 9.16. Los generadores de corriente directa comer-
ciales tienen un gran número de segmentos de bobinas y conmutadores; este arreglo suaviza las fluctuaciones en la
f.e.m., por lo que el voltaje terminal no sólo es unidireccional, sino prácticamente constante.

Los generadores como convertidores de energía

El ejemplo 9.7 muestra que el generador de conductor corredizo no produce energía eléctrica de la nada; la energía la
suministra cualquier agente externo que ejerza la fuerza para mantener la varilla en movimiento. Todo lo que hace el
generador es convertir esa energía a una forma diferente. La igualdad entre la rapidez con que se suministra energía
mecánica al generador y la rapidez con que se produce energía eléctrica se cumple para todos los tipos de generado-
res. Esto es cierto en particular para el alternador descrito en el ejemplo 9.8, obviamente si se ignoran los efectos de la
fricción en los cojinetes de un alternador o entre la varilla y el conductor en forma de U de un generador de conduc-
tor corredizo. En los generadores reales, la fricción se mantiene en el mínimo para que el proceso de conversión de
energía sea lo más eficiente posible.

9.3 Inducción electromagnética y campo eléctrico

Cuando un conductor se mueve en un campo magnético, la f.e.m. inducida está asociada a fuerzas magnéticas que actúan
sobre las cargas del conductor, como se describió en varios ejemplos de secciones anteriores. Pero una f.e.m. inducida tam-
bién se presenta cuando hay un flujo cambiante a través de un conductor fijo. En este tipo de situación, ¿qué es lo que empuja
las cargas alrededor del circuito?
Para entender, conviene examinar la situación que se ilustra en la figura 9.17. Un solenoide largo y delgado, con área de
sección transversal A y NL ≡ n espiras por unidad de longitud, está rodeado en su centro por una espira conductora circular.
El galvanómetro G mide la corriente en la espira. Una corriente i en el devanado del solenoide establece un campo magnético
a lo largo de su eje, como se indica. La magnitud de la densidad de flujo magnético se calculó como B = µ0 ni , donde n es el
número de espiras por unidad de longitud. Si se ignora el pequeño campo fuera del solenoide y suponemos que el vector de
área A apunta en la misma dirección que B , entonces el flujo magnético a través de la espira es

Φ = B A = µ0 ni A.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 149

Figura 9.17: a) El devanado de un solenoide largo lleva una corriente que se incrementa y produce cambio de flujo magnético. El flujo
magnético variable pasa a través de una espira de alambre, en la que se induce una f.e.m. detectable con el galvanó- metro G. b) Vista
transversal.Imagen de Sears, Young y Friedman, Fisica universitaria[7].

Cuando la corriente i en el solenoide cambia con el tiempo, el flujo magnético también cambia y, de acuerdo con la ley de
Faraday, la fem inducida en la espira está dada por

dΦ di
E =− = −µ0 A .
dt dt
Si se llama i 0 a la corriente inducida en la espira exterior y R es su resistencia, la corriente inducida será

E
i0= .
R
La pregunta es, ¿cuál es la fuerza hace mover las cargas alrededor de la espira? No puede ser una fuerza magnética porque el
conductor no se mueve en un campo magnético, y en realidad ni siquiera está en un campo magnético. Nos vemos obligados
a aceptar que la inducción de f.e.m. implica la circulación de un campo eléctrico E , que no es producido por cargas eléctricas,
sino por flujo magnético variable. El campo E inducido es rotacional como se ve en la figura 9.17, o sea, sus líneas se cierran,
no tienen comienzo ni final, como las del campo electrostático, producido por cargas puntuales. Esto puede sonar un poco
discordante por cuanto hasta ahora se ha identificado al campo eléctrico como algo causado por cargas eléctricas, y ahora
se propone que un campo magnético cambiante actúa de algún modo como fuente de campo eléctrico. Además, es un
campo eléctrico un tanto extraño. Cuando una carga q completa una vuelta alrededor de la espira, el trabajo total realizado
sobre ella por el campo eléctrico debe ser igual al producto de q por la f.e.m. E . Es decir, el campo eléctrico en la espira
no es conservativo, porque la integral de línea de E alrededor de una trayectoria cerrada no es igual a cero. En vez de ello,
esta integral de línea, que representa el trabajo realizado por el campo inducido E por unidad de carga, es igual a la f.e.m.
inducida E , o sea
I
E · d` = E .

Ley de inducción de Faraday y ecuaciones de Maxwell

De acuerdo con la ley de Faraday, la f.e.m. E también es el negativo de la razón de cambio del flujo magnético a través
de la espira. Así, para este caso, la ley de Faraday se puede plantear como una de las ecuaciones de Maxwell, al tener
en cuenta campos variables en el tiempo:


I Z
fem = E · d` = − B · dA. (9.3)
∂t
150 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Es importante recordar que no es necesaria la presencia de circuito. El campo eléctrico se induce independientemente
de que haya o no circuito cerrado. En todos los casos en que cambie el flujo magnético se induce campo eléctrico; si
hay camino conductor cerrado, como en los ejemplos estudiados, el campo inducido causa el movimiento de cargas.
La cantidad que cambia es el flujo magnético ΦB , a través de un área
Z
ΦB = B · dA.
s

Recuerden que la ecuación del caso electrostático es


I
E · d` = 0,

al cual se reduce la ley inducción de Faraday cuando no hay variación de flujo magnético.

Esto se puede interpretar, como si en la ecuación (9.3), el campo eléctrico tuviera dos contribuciones: un campo estático,
que es producido por distribuciones de cargas estáticas, para el cual la integral de línea vale cero, es decir, este campo es
conservativo; otro campo inducido que no tiene su origen en distribuciones de cargas sino en variaciones de flujo magnético.

Las líneas del campo electrostático se originan en cargas positivas y terminan en cargas negativas; en tanto, las líneas
de campo inducido, no tienen principio ni final.

Como ejemplo de situación en la que puede aplicarse la ecuación (9.3), consideren la espira circular fija de la figura 9.17, de
radio r . En virtud de la simetría cilíndrica, el campo eléctrico E tiene la misma magnitud en todos los puntos del círculo y
es tangente a éste en cada uno de ellos. (La simetría también permitiría que el campo fuera radial, pero entonces la ley de
Gauss requeriría la presencia de una carga neta dentro del círculo, y no hay ninguna.) La integral de línea de la ecuación (9.3)
se convierte en la magnitud del campo eléctrico por el perímetro de la espira 2πr
I
E · d` = 2πr E ,

de donde se deduce
¯ ¯
1 ¯¯ dΦB ¯¯
E= .
2πr ¯ dt ¯

Campos eléctricos no electrostáticos

La ley de Faraday es válida para dos situaciones muy diferentes: en la primera, la f.e.m. es inducida por fuerzas mag-
néticas sobre cargas cuando un conductor se mueve a través de un campo magnético; en la segunda, un campo mag-
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 151

nético que varía con el tiempo induce un campo eléctrico en un conductor fijo y con ello induce una f.e.m.
El campo E es inducido aun cuando ningún conductor esté presente y se diferencia de un campo electrostático en
que no es conservativo. Para este campo la integral de línea alrededor de una trayectoria cerrada es diferente de cero, y
cuando una carga se mueve alrededor de una trayectoria cerrada, el campo realiza sobre ella una cantidad de trabajo
distinta de cero. De ello se deduce que para un campo como ése el concepto de potencial carece de significado. Un
campo de esa clase recibe el nombre de campo no electrostático. En contraste, un campo electrostático siempre es
conservativo y siempre tiene asociada una función de potencial. A pesar de esta diferencia, el efecto fundamental
de cualquier campo es ejercer una fuerza F = qE sobre una carga q. Esta relación es válida tanto si E es un campo
conservativo producido por una distribución de carga, como si es un campo no conservativo ocasionado por un flujo
magnético cambiante. De manera que un campo magnético actúa como fuente de campo eléctrico de una clase que
no podemos producir con ninguna distribución de carga estática. Esto tal vez parezca extraño, pero es la forma en
que se comporta la naturaleza. Es más, en la sección 9.5 veremos que un campo eléctrico variable actúa como fuente
de campo magnético. Más aún, en el capítulo 10 se verá la importancia que estas leyes de inducción tuvieron en la
predicción de la existencia de las ondas electromagnéticas.

9.4 Corrientes parásitas o corrientes de Eddy

En los ejemplos de efectos de la inducción estudiados, las corrientes inducidas han estado confinadas a trayectorias bien
definidas en conductores y otros componentes que forman un circuito. Sin embargo, muchos aparatos eléctricos contienen
masas de metal que se mueven en campos magnéticos, o están situados en campos magnéticos cambiantes. En situaciones
como éstas hay corrientes inducidas que circulan por todo el volumen del material. Sus patrones de flujo recuerdan los
remolinos en un río y reciben el nombre de corrientes parásitas.

Figura 9.18: Corrientes parásitas inducidas en un disco metálico giratorio. Imagen de Sears, Young y Friedman, Fisica universitaria[7].

Como ejemplo, considere un disco metálico que gira en un campo magnético perpendicular al plano del disco, pero confi-
nado a una porción limitada del área del disco, como se ilustra en la figura 9.18. El sector Ob se desplaza a través del campo
y tiene una f.e.m. inducida en él. Los sectores Oa y Oc no están en el campo, pero constituyen trayectorias de retorno para
que las cargas desplazadas a lo largo de Ob regresen de b a O. El resultado es una circulación de corrientes parásitas en el
disco, en forma parecida a la que se ilustra en b) de la figura 9.18. La ley de Lenz nos ayuda a decidir cuál es el sentido de la
corriente inducida en las inmediaciones del sector Ob. Esta corriente debe experimentar una fuerza magnética F = i L × B
que se opone a la rotación del disco, por lo que esta fuerza debe hacia la derecha. Como B apunta hacia el plano del disco, la
corriente y, en consecuencia, L tienen componentes hacia abajo. Las corrientes de retorno quedan fuera del campo, por lo
152 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

que no experimentan fuerzas magnéticas. La interacción entre las corrientes parásitas y el campo ocasionan una acción de
frenado sobre el disco.
Los efectos mencionados se pueden utilizar para detener con rapidez la rotación de una sierra circular cuando se interrumpe
el suministro de energía eléctrica. Algunas balanzas muy sensibles emplean este efecto para amortiguar vibraciones. En
ciertos vehículos para tránsito veloz impulsados con electricidad, se usan corrientes parásitas para frenar. En los vagones
hay electroimanes que inducen corrientes parásitas en los rieles; los campos magnéticos resultantes originan fuerzas de
frenado que actúan sobre los electroimanes y, por lo tanto, sobre los vagones.
Las corrientes parásitas tienen muchos usos prácticos más. El disco metálico brillante que tiene en su interior el medidor de
la compañía de electricidad colocado afuera de su casa gira como resultado de las corrientes parásitas. Estas corrientes son
inducidas en el disco por campos magnéticos causados por corrientes que varían en forma sinusoidal en una bobina. En los
hornos de inducción se utilizan corrientes parásitas para calentar materiales en contenedores herméticamente sellados en
procedimientos en los cuales es esencial evitar incluso la mínima contaminación de los materiales. Los detectores de metal
que se emplean en los puntos de revisión de los aeropuertos detectan corrientes parásitas inducidas en los objetos metálicos.
Dispositivos similares se utilizan para encontrar tesoros enterrados, al detectar tapas de botellas y monedas perdidas.
Las corrientes parásitas también tienen efectos indeseables. En un transformador de corriente alterna, las bobinas enrolladas
alrededor de un núcleo de hierro conducen corriente que varía en forma sinusoidal. Las corrientes parásitas resultantes en el
núcleo desperdician energía por calentamiento i 2 R y establecen por sí mismas una f.e.m. opuesta indeseable en las bobinas.
Para minimizar estos efectos, se diseña el núcleo de manera que las trayectorias de las corrientes parásitas sean tan angostas
como sea posible.

9.5 Ley de inducción de Ampère-Maxwell

Para el caso de campos estáticos, la ley que dice cuál es el origen del campo magnetostático es la ley de Ampère. La circulación
del campo H a través de una curva cerrada, llamada curva amperiana, está dada por

I Z
H · d` = I = J · dA,
s

donde I , es la corriente que pasa a través del área delimitada por la curva amperiana; por esta razón, la corriente es el flujo
del vector J . En la figura 9.19 se observa una superficie atravesada por líneas del vector densidad de corriente J ; el flujo de
ese vector equivale a la corriente neta que atraviesa el área A y genera el campo magnético H , alrededor de la líneas de J .

El área delimitada por la curva o trayectoria cerrada es arbitraria. De hecho, en la figura 9.19 se ha dibujado una super-
ficie plana, pero se podría tomar cualquier superficie semicerrada, en forma de cilindro recto, etc. La única condición
es que sus bordes estén demarcados por una curva cerrada. Esta observación condujo a Maxwell a modificar la ley de
Ampère para solucionar contradicciones que se presentaban al cargar un condensador de placas paralelas.

En la figura 9.20 se observan dos imágenes que representan una parte de un circuito con un par de placas paralelas que
acumulan carga a medida que varía la corriente I . Alrededor del alambre conductor, sobre la placa superior, se ha dibujado
una curva amperiana en forma de círculo; hasta ahí la situación física en las dos imágenes es igual. La diferencia aparece al
considerar, para cada una, las superficies S 1 y S 2 , en forma de disco y paraboloide abierto, respectivamente. Esto ocasiona
una contradicción: la superficie S 1 es atravesada por la corriente I , pero debido a que las cargas se acumulan en las placas,
no hay transporte de cargas en la región que las separa, no hay lineas de vector J , por lo que la superficie S 2 no es atravesada
por corrientes de conducción. Entonces, aparecen dos resultados: primero,
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 153

Hay una densidad de


corriente J , a través
J del área A
área A encerrada
por la curva

curva cerrada

Figura 9.19: Curva que encierra una superficie de área A, atravesada por densidad de corriente J .

I I

S1

S2

I I

Figura 9.20: Curva que encierra dos superficies diferentes.

I
H · d` = 0,

para la superficie en forma de paraboliode; segundo,


I
H · d` = I ,

para el disco plano. Esta situación conflictiva fue descubierta y solucionada de manera genial por Maxwell, quien propuso
la idea que a medida que se carga el condensador, el campo E entre las placas, que se ve en la figura 9.21 aumenta, en
consecuencia, el flujo eléctrico ΦE aumenta; para escribirlo de manera cuantitativa se considera la carga q en las placas, la
cual aumenta y se relaciona con la diferencia de potencial, así

²A
q = CV = (E d ) = ²E A = ²ΦE .
d
154 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Al derivar con respecto al tiempo, aparece un término adicional de corriente, I d

dq dΦE
≡ Id = ² .
dt dt

I d fue bautizada como corriente de desplazamiento, por Maxwell. Tiene origen en flujo eléctrico variable en el tiempo.

El campo eléctrico,
E entre las placas,
varı́a con el tiempo

Figura 9.21: Campo eléctrico entre las placas.

Con el término de corriente de desplazamiento para la región donde no hay corriente de conducción, pero hay varia-
ción del campo eléctrico, a la ley de Ampère se le agrega un término y se convierte en
I
H · d` = I + I d ,

o sea,
dΦE
I
B · d` = µ(I + I d ) = µI + µ² . (9.4)
dt

En la ecuación (9.4) se ha remplazado H = Bµ , por lo que aparecen B , la permitividad y la permeabilidad del medio,
que pueden cambiarse por µ0 y ²0 para el espacio libre.

Maxwell descubrió que el campo magnético, además de tener origen en corrientes eléctricas, también es producido
por flujo eléctrico variable. En honor a este crucial descubrimiento, la ecuación (9.4) es conocida como la ley de
inducción de Ampère–Maxwell.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 155

9.6 Ecuaciones de Maxwell

Las ecuaciones (9.3) y (9.4), tienen una interpretación física que, no obstante su sencillez, es la base de infinidad de apli-
caciones tecnológicas y permite explicar muchos fenómenos de la naturaleza: el campo magnético al variar induce campo
eléctrico y el campo eléctrico al variar induce campo magnético. Estas dos ecuaciones junto a la ley de Gauss de la elec-
trostática y la del magnetismo, son las ecuaciones básicas del electromagnetismo y unificaron los fenómenos eléctricos y
magnéticos, que antes de su formulación, eran considerados fenómenos independientes.
Se presenta a continuación el conjunto de ecuaciones de Maxwell, para el espacio libre, con el nombre alternativo con que
se conocen, en honor a sus descubridores:

q
I
Ley de Gauss E · dA =
ε0
I
Ley de Gauss del magnetismo B · dA = 0


I Z
Ley de inducción de Faraday E · d` = − B · dA
∂t s

I Z
Ley de Ampère–Maxwell B · d` = µ0 I + µ0 ε0 E · dA
∂t s

9.7 Observación final

Las ecuaciones de Maxwell, que aparecen al final de la sección anterior son válidas para el espacio libre. Cuando existe un
medio material presente, se debe tener en cuenta sus propiedades: permitividad eléctrica ² = ²r ²0 , permeabilidad magnética
µ = µr µ0 y su conductividad eléctrica σ. Entonces, como J = σE y, si el medio es lineal e isotrópico magnética y eléctrica-
mente, tenemos:
Z Z
I= J · dA = σ E · dA;
s s

D = ²E ,

por lo tanto,
I
D · dA = q
I
B · dA = 0


I Z
D · d` = −² B · dA
∂t

I Z Z
B · d` = µσ E · dA + µ² E · dA
s ∂t s
156 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

Entonces, se tiene un conjunto de ecuaciones para hallar expresiones que permitan describir y predecir el comportamiento
de los campos electromagnéticos, tarea que no es fácil, sobre todo para medios materiales. En el capítulo siguiente nos
limitaremos a las ecuaciones para el espacio libre.

Ejercicios

9.1 La f.e.m. de la ley de inducción de Faraday aparece


a alrededor de un circuito conductor

b alrededor de la frontera de la superficie que se usa para calcular el flujo

c a través de la superficie que se usa para calcular el flujo

d perpendicular a la superficie que se usa para calcular el flujo

e entre las placas de un condensador en proceso de carga

9.2 Una espira cuadrada se encuentra sobre un plano y hay un campo magnético decreciente, en dirección perpen-
dicular y entrando al plano. La corriente que se induce en la espira deber ser

a en sentido contrario al de la manecillas del reloj

b en el sentido de las manecillas del reloj

c cero

d en sentido contrario al de la manecillas del reloj en dos lados y, en sentido contrario en los otros dos lados

e de sentido dependiente de la rapidez de cambio del flujo

9.3 Si hay un alambre recto que transporta una corriente I y se mueve una espira hacia el alambre, describa lo que
ocurre.

9.4 En la figura 9.22 se muestra la gráfica de densidad de flujo magnético en función del tiempo. Ordene de menor a
mayor las f.e.m. inducidas en los intervalos de tiempo mostrados.

Figura 9.22: Densidad de flujo magnético en función del tiempo.

9.5 Una espira circular de alambre, con radio de 12.0 cm y orientada en el plano x y horizontal, se localiza en una
región de campo magnético uniforme. Un campo de 1.5 T está dirigido a lo largo de la dirección z positiva, que es
hacia arriba.

a Si se retira la espira de la región del campo en un intervalo de tiempo de 2.0 ms, encuentre la f.e.m. media que
se inducirá en la espira de alambre durante el proceso de extracción.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 157

b Si la bobina se observa desde arriba, ¿la corriente inducida va en sentido horario o antihorario? antihorario

9.6 Una bobina de 4.00 cm de radio contiene 500 espiras, y está colocada en un campo magnético uniforme que
varía con el tiempo de acuerdo con B = (0.0120T/s)t + (3.00 × 10−5 T/s4 )t 4 . La bobina está conectada a una resistencia
de 600 Ω, y su plano es perpendicular al campo magnético. Se puede ignorar la resistencia de la bobina.

a Encuentre la magnitud de la f.e.m, inducida en la bobina como función del tiempo.

b Calculen la corriente en la resistencia en el momento t = 5.00 s

9.7 La corriente en el alambre largo y recto AB que se ilustra en la figura 9.23 va hacia arriba y se incrementa en
forma estable a razón dd it .

a En el instante en que la corriente es i , determinen la magnitud y la dirección del campo B a una distancia r
hacia la derecha del alambre

b Calculen el flujo ΦB a través de la banda angosta y sombreada

c Calculen el flujo total a través de la espira

d Calculen la fem inducida en la espira


di
e Determinen el valor numérico de la fem inducida si a = 12.0 cm, b = 36.0 cm, L = 24.0 cm, y dt = 9.60 A/s.

Figura 9.23: Alambre y espira.

9.8 Una espira circular de alambre de hierro flexible tiene una circunferencia inicial de 165.0 cm, pero su circun-
ferencia disminuye con una rapidez constante de 12.0 cm/s debido a una fuerza tangencial que tira del alambre. La
espira se encuentra en un campo magnético uniforme y constante, orientado perpendicularmente al plano de la es-
pira y con magnitud de 0.500 T.

a Determinen la fem inducida en la espira en el instante en que han transcurrido 9.0 s.

b Determinen el sentido de la corriente inducida en la espira, vista a lo largo de la dirección del campo magnético.

9.9 Determinen el sentido de la corriente en la resistencia ab de la figura 9.24 cuando


a se abre el interruptor S después de haber estado cerrado durante varios minutos;
158 Inducción electromagnética y ecuaciones de Maxwell

b la bobina B se acerca a la bobina A con el interruptor cerrado;

c se reduce la resistencia de R mientras el interruptor permanece cerrado.

Figura 9.24: Ejercicio 9.9.

9.10 Un rectángulo que mide 30.0 cm por 40.0 cm está localizado en el interior de una región de campo magnético
espacialmente uniforme de 1.25 T, con el campo perpendicular al plano de la bobina como se ve en la figura 9.25. Se
tira de la bobina con rapidez constante de 2.00 cm/s en una trayectoria perpendicular a las líneas de campo. La región
del campo termina en forma abrupta, como se ilustra. Encuentre la fem inducida en esta bobina cuando está

a toda adentro del campo;

b parcialmente dentro del campo;

c toda afuera del campo.

Figura 9.25: Espira en campo magnético.

9.11 El inducido de un generador pequeño consiste en una bobina plana y cuadrada con 120 espiras y cuyos lados
tienen una longitud de 1.60 cm. La bobina gira en un campo magnético de 0.0750 T. Calculen la rapidez angular de la
bobina si la fem máxima producida es de 24.0 mV

9.12 En la figura 9.26, una varilla conductora con longitud L = 30.0 cm se mueve en presencia de un campo B de
magnitud 0.450 T dirigido hacia el plano de la figura. La varilla se desplaza con rapidez v05.00 m/s en el sentido que
se ilustra.

a Calculen la diferencia de potencial entre los extremos de la varilla

b determinen cuál punto, a o b, está a mayor potencial

c Cuando las cargas en la barra están en equilibrio, ¿cuáles son la magnitud y dirección del campo eléctrico dentro
de la varilla?

d Cuando las cargas en la varilla están en equilibrio, ¿cuál punto, a o b, tiene un exceso de carga positiva?

e Determinen la diferencia de potencial a través de la varilla si se desplaza


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 159

a) en forma paralela a ab, y


b) directamente hacia fuera de la página

Figura 9.26: Espira en campo magnético.

9.13 La varilla conductora ab que se muestra en la figura 9.27 hace contacto con los rieles metálicos c a y d b. El
aparato está en un campo magnético uniforme de 0.800 T, perpendicular al plano de la figura.

a Calculen la magnitud de la fem inducida en la varilla cuando ésta se mueve hacia la derecha con una rapidez de
7.50 m/s.

b determinen el sentido en que fluye la corriente en la varilla

c Si la resistencia del circuito abd c es de 1.50 Ω (que se supone constante), calculen la fuerza (magnitud y di-
rección) requerida para mantener la varilla moviéndose hacia la derecha con rapidez constante de 7.50 m/s.
Ignoren la fricción.

d Calculen la potencia suministrada por el agente y la potencia disipada en la espira

Figura 9.27: Barra deslizante.

9.14 Un solenoide largo y delgado tiene una densidad de 900 espiras por metro y radio de 2.50 cm. La corriente en el
solenoide está aumentando a una tasa uniforme de 60.0 A/s. Determinen la magnitud del campo eléctrico inducido
en un punto cerca del centro del solenoide a 0.500 cm del eje del solenoide y a 1.00 cm del eje del solenoide

9.15 Un solenoide largo y delgado tiene 400 espiras por metro y radio de 1.10 cm. La corriente en el solenoide au-
menta con una tasa uniforme de dd it . El campo eléctrico inducido en un punto cerca del centro del solenoide y a 3.50
cm de su eje es de 8.00 × 10−6 V/m. Calculen la razón de cambio de la corriente.

9.16 Un solenoide largo y recto, con área de sección transversal de 8.00 cm2 , tiene un devanado de 90 espiras de
alambre por centímetro, las cuales conducen una corriente de 0.350 A. Un segundo devanado de 12 espiras envuelve
al solenoide en su centro. La corriente en el solenoide cesa de manera que su campo magnético se hace igual a cero
en 0.0400 s. Calculen la fem inducida media en el segundo devanado
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Capı́tulo 10
Ondas electromagnéticas y propagación

Las ecuaciones de Maxwell unifican los campos eléctrico y magnético y permiten, al ser solucionadas, establecer la dinámica
de los campos eléctrico y magnético. Esto después de un poco de álgebra por cuanto en la forma presentada al final del
capítulo anterior, es evidente que los campos E y B están acoplados, es decir, para hallar la solución de uno de ellos se debe
conocer la solución del otro campo. Más aún, como se mencionó en la subsección 9.7, en una región del espacio con un
medio material presente, se pueden tener distribuciones ρ de carga y densidad de corriente J , por lo que la forma general de
las ecuaciones de Maxwell son

q ρdV
I Z
E · dA = = ;
ε ε
I
B · dA = 0;


I Z
E · d` = − B · dA;
∂t

I Z Z
B · d` = µ J · dA + µε E · dA.
∂t

10.1 Ecuación de onda electromagnética

Con el fin de obtener ecuaciones válidas para el vacío, se considera la región de interés con ρ = 0 y J = 0, o sea, libre de cargas
y corrientes. Con esta consideración, las ecuaciones de Maxwell toman la forma simple

I
E · dA = 0;
I
B · dA = 0;


I Z
E · d` = − B · dA;
∂t

I Z
B · d` = µ0 ε0 E · dA.
∂t
162 Ondas electromagnéticas y propagación

Mediante manipulación algebraica de las ecuaciones anteriores o con el uso de cálculo vectorial, se llega a ecuaciones in-
dependientes para E y para B ; además, puede demostrarse que se obtienen para las componentes E y y B z de los campos
eléctrico y densidad de flujo magnético las ecuaciones siguientes

∂2 E y ∂2 E y
= µ0 ε0 ;
∂x 2 ∂t 2
∂2 B z ∂2 B z
= µ0 ε 0 ,
∂x 2 ∂t 2

que tienen la forma matemática de una ecuación de onda, que se propaga a lo largo del eje x con velocidad
s
1
v= .
µ0 ε0

Es decir, el campo electromagnético se propaga en el vacío como una onda electromagnética, con velocidad invariante, que
sólo depende de las constantes electromagnéticas µ0 y ε0 .

Sobre la ecuación de onda

Para los estudiantes no familiarizados con la ecuación de onda vale la pena anotar que, en general, una onda puede
considerarse como una perturbación que se propaga con rapidez v en cierta dirección. Si la perturbación ocurre en
dirección perpendicular a la dirección de desplazamiento, la onda es transversal. En este caso, puede describirse por
una variable, por ejemplo, y(x, t ), que depende del tiempo y de la coordenada x en la dirección de propagación (si se
supone que es sobre el eje x). La ecuación diferencial de la onda es

∂2 y 1 ∂2 y
= .
∂x 2 v 2 ∂t 2
Las ecuaciones desacopladas para E y y B z tienen la misma forma.

No es casualidad que las ecuaciones para el campo electromagnético estén expresadas para componentes perpen-
diculares, o sea, E y y B z y, además, estas sean perpendiculares al eje x. Maxwell demostró que los campos E y B ,
son perpendiculares entre sí y con la dirección de propagación. Es decir, la onda electromagnética se propaga en la
dirección del producto

E ×B.

La predicción de Maxwell, de la existencia y propagación de ondas electromagnéticas en el vacío es tal vez uno de los más
grandes descubrimientos en la historia de la ciencia, por sus enormes repercusiones teóricas y técnicas. Las repercusiones
tecnológicas fueron inmediatas por el hecho de que los campos electromagnéticos al propagarse transportan energía, can-
tidad de movimiento e información. En 1887, Heinrich Hertz comprobó las predicciones de Maxwell al descubrir las ondas
de radio; en 1896 Marconi obtuvo la patente para su método de transmisión inalámbrica de señales e impulsos eléctricos; en
1901, las ondas electromagnéticas ya permitían conectar de manera inmediata a América con Europa. Hoy en día es incon-
cebible la vida sin la cantidad de aparatos y dispositivos como computadores, televisión, radio, teléfonos celulares, tabletas,
entre otros.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 163

Las implicaciones teóricas las veremos poco a poco más adelante, pero podemos mencionar la primera de ellas: el descubri-
miento que el valor de la velocidad de las ondas electromagnéticas coincide con la velocidad de propagación de la luz. Esto
significaba que la luz es simplemente una clase de onda electromagnética, lo que en esa época resultó de enorme importan-
cia por cuanto, por siglos existió la controversia sobre si la luz tiene carácter corpuscular u ondulatorio. No obstante, más
adelante la misma luz proporcionó evidencias de comportamiento corpuscular. Para ver que el valor de la velocidad de las
ondas coincide con la de la luz, realicemos el cálculo, con base en los valores de µ0 y ε0

µ0 = 4π × 10−7 H/m = 4π × 10−7 N/A2


ε0 = 8.85 × 10−12 C2 /Nm2 .

Con estos valores


1
v=p = 299 792 458 m/s,
4π × 10−7 Ns2 /C2 × 8.85 × 10−12 C2 /Nm2

valor que se simboliza como c y, que para la mayoría de los cálculos se aproxima como

c ≈ 3 × 108 m/s.

Esta es la rapidez de las ondas electromagnéticas en el vacío y para nuestros cálculos se aproximará al valor anterior,
a menos que se indique otra cosa.

10.2 Solución armónica de la ecuación de onda electromagnética

plan
c o de o
scila
ción
de E

E
z plan
o de o
scila
ción
de B

Figura 10.1: Onda electromagnética sinusoidal.

La solución más simple de la ecuación de onda es una función armónica o periódica, cuyo comportamiento se ilustra en la
figura 10.1. Matemáticamente las soluciones tienen la forma

E y = E 0y cos(kx − ωt ),
164 Ondas electromagnéticas y propagación

para el campo eléctrico, y

B z = B 0z cos(kx − ωt ),

para la inducción magnética; ω y k son constantes, cuyo significado se verá más adelante.
La figura 10.1 se interpreta de la manera siguiente: las flechas azules sobre el plano x y indican que el campo eléctrico toma
valores diferentes para cada coordenada x, pero no de cualquier forma; hay un valor mínimo −E 0y que aumenta gradual-
mente, se hace cero y adquiere valores positivos hasta un máximo E 0y . Si se parte de cualquier coordenada x, los valores del
campo inician con un valor determinado, que vuelve a tomar después de asumir todos los valores posibles. Esto ocurre entre
dos coordenadas separadas por una distancia λ, denominada longitud de onda, que se ilustra en la figura 10.2.

E
E0

−E0
λ

Figura 10.2: Campo eléctrico en función de x para un tiempo fijo.

La situación mostrada en las figuras 10.1 y 10.2 en realidad corresponden al patrón o perfil para un tiempo fijo, como
si se hubiese tomado una fotografía de la onda.


En la nota matemática 10.1 se demuestra para los estudiantes interesados que la relación entre k y λ es k = λ . La
constante k se llama número de onda; indica el número de longitudes de onda contenidas en 2π metros.

La solución del campo eléctrico depende del tiempo y de la coordenada x, por lo que hay que considerar ahora lo que
sucede en una coordenada fija. Para ese valor de x fijo puede considerarse kx = cte, donde cte significa constante, entonces
la solución es

E y = E 0y cos(cte − ωt ),

que recuerda la solución de un oscilador armónico simple, con frecuencia angular ω. De hecho, para un valor fijo x, el campo
toma todos los posibles valores a partir de una magnitud dada y vuelve a ese valor, después de un tiempo T , denominado
período de la onda, que se ilustra en la figura 10.3.

Cuando el campo electromagnético inicia con cierta magnitud y vuelve a tomar el mismo valor, después de haber
pasado por todos los posibles valores, se dice que ha realizado un ciclo. Esto ocurre cuando la perturbación se propaga
una distancia λ, en un tiempo T .
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 165

E
E0

−E0
T

Figura 10.3: Campo eléctrico en función del tiempo para un x fijo.

Dado que la velocidad de propagación de la onda es constante, se tiene, en general

λ
v= .
T

Es más común, en cambio del período, hablar de la frecuencia de la onda, simbolizada por f y definida como el número de
ciclos que realiza por unidad de tiempo. Se expresa en el sistema internacional en las unidades

1
[f ] = ≡ Hz,
s

donde Hz simboliza hertz, en homenaje a Heinrich Hertz, por su descubrimiento de la existencia de las ondas electromag-
néticas. Debido a que la onda realiza un ciclo en un tiempo T , una expresión de la frecuencia es

1
f = .
T

con esto, la rapidez de la onda se expresa finalmente

λ
v= = λf .
T

Cuando el medio de propagación es el espacio libre, la rapidez de las ondas electromagnéticas es c, en consecuencia
tenemos una relación muy importante entre longitud de onda y frecuencia:

c = λf . (10.1)

Características de la onda electromagnética

A manera de resumen se presentan las diferentes constantes que caracterizan una onda electromagnética en el vacío,
con solución

E y = E 0 cos(kx − ωt ) :

E 0 es la amplitud del campo eléctrico;

(kx − ωt ) se llama la fase de la onda


166 Ondas electromagnéticas y propagación

k = 2π/λ es el número de onda;

λ es la longitud de onda;

ω es frecuencia angular;

f es la frecuencia en Hz;

c = λ f = 3 × 108 m/s;

En la nota matemática 10.1 se demuestra para los interesados, que la frecuencia angular ω está relacionada con el
periodo por la ecuación

ω= ,
T
que equivale a relacionar la frecuencia angular con la frecuencia f por medio de

ω = 2π f .

Para la componente B z de la densidad de flujo magnético, las constantes tienen el mismo significado. En la práctica,
se considera más frecuentemente el campo eléctrico. Si por alguna razón, en alguna aplicación o ejercicio se requiere
B z , hay una relación útil entre esta componente y la del campo eléctrico:

E 0z
B 0z = .
c

10.3 Generación de ondas electromagnéticas

Con base en las ecuaciones de Maxwell se puede demostrar que una carga puntual que acelera, irradia energía electromag-
nética; en otras palabras produce ondas electromagnéticas.
Una manera de acelerar una carga puntual es haciéndola oscilar en movimiento armónico simple. El físico alemán Heinrich
Hertz generó por primera vez ondas electromagnéticas con longitudes de onda macroscópicas en el laboratorio en 1887.
Como fuente de ondas, Hertz utilizó cargas oscilantes en circuitos LC (con inductancia y capacitancia) y detectó las ondas
electromagnéticas resultantes mediante otros circuitos sintonizados a la misma frecuencia. Además determinó la longitud
de onda y la frecuencia, con lo que calculó la rapidez con la fórmula v = λ f , que resultó ser igual a la rapidez de la luz; esto
comprobó directamente la predicción teórica de Maxwell.
En un transmisor de radio se hacen oscilar las cargas eléctricas a lo largo de una antena conductora, lo que produce pertur-
baciones oscilatorias de campo. Ondas de frecuencias mayores, se producen de diferentes formas, pero en todas hay algo en
común: cargas eléctricas aceleradas, bien sea por cambio de trayectoria por acción de un campo magnético, frenado brusco;
cambio del estado de energía de electrones en átomos y moléculas, entre otros.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 167

Los mecanismos de emisión de luz por portadores de carga eléctrica fue estudiada por Hendrik A. Lorentz, quien fue
de los primeros científicos en aplicar las ecuaciones de Maxwell a cargas eléctricas en la materia. Su teoría se aplica
también a la radiación causada por vibraciones en átomos y fue en ese contexto que sus teorías tuvieron su primera
prueba. En 1896, Pieter Zeeman, quien investigaba los posibles efectos de campos eléctricos y magnéticos sobre la luz,
descubrió que las líneas espectrales de una llama de sodio se dividían en varias componentes cuando se les aplicaba
un fuerte campo magnético. A este fenómeno se le podía dar una explicación detallada, mediante la teoría de Lorentz,
aplicada a vibraciones de los electrones recientemente descubiertos. Por estos descubrimientos, Lorentz y Zeeman
compartieron el premio Nobel de física en 1902.

La fuente de energía de la Tierra

Figura 10.4: Imagen ultravioleta dela atmosfera solar. Imagen de la ESA, disponible aquí.
La órbita coloreada es ni más ni menos que la fuente de energía del sistema solar. Se trata del Sol, un inmenso reactor
nuclear en el corazón de nuestro sistema planetario, que suministra el calor y la luz necesaria para la vida en nues-
tro planeta. Para el ojo humano, el Sol es una inmensa llamarada de luz en el cielo; muy peligrosa si se la observa
directamente sin filtros especiales que protejan de la radiación que emana de su superficie incandescente.
Sin embargo, para los “ojos electrónicos” del SOHO (Solar and Heliospheric Observatory) (SOHO), el Sol parece un
lugar de enorme belleza y detalles sutiles. El telescopio de ultravioleta extremo del SOHO fue usado para tomar esas
imágenes. Este telescopio es sensible a cuatro de las longitudes de onda del ultravioleta extremo; las tres más cortas
se usaron para elaborar la imagen.
Los diferentes colores de la imagen ameritan una explicación. Se ha usado una codificación de colores para represen-
tar diferentes temperaturas del gas de la atmósfera solar, con base en la huella de átomos de hierro, que usualmente
tienen 26 electrones. El azul muestra hierro a temperatura de 1 millón de grados celsius, que ha perdido 8 o 9 electro-
nes; amarillo muestra hierro a 1.5 millones de grados, con 11 electrones perdidos y; rojo muestra hierro a 2.5 millones
de grados, con 14 electrones perdidos [14].
168 Ondas electromagnéticas y propagación

10.4 El espectro electromagnético o “arco iris de Maxwell”

Energı́a (eV) Frecuencia (Hz) Longitud de onda (m)

4.14 × 1011 1026 3 × 10−18

4.14 × 109 1024 3 × 10−16

4.14 × 107 rayos γ 1022 3 × 10−14

4.14 × 105 1020 3 × 10−12

rayos X
4.14 × 103 1018 3 × 10−10

4.14 × 101 ultravioleta 1016 3 × 10−8

4.14 × 10−1 1014 3 × 10−6


infrarrojo
−3
4.14 × 10 1012 tera–hertz 3 × 10−4

microondas
4.14 × 10−5 1010 radar 3 × 10−2
onda corta
inalámbricos - celulares
TV - FM - celulares
4.14 × 10−7 108 3m

ondas de radio
4.14 × 10−9 106 AM 3 × 102

4.14 × 10−11 104 3 × 104

onda larga
4.14 × 10−13 102 3 × 106

corriente alterna
4.14 × 10−15 1 3 × 108

Figura 10.5: Espectro electromagnético.

En la época de Maxwell apenas se conocía la radiación infrarroja, la ultravioleta y la luz, conocida actualmente como parte
visible del espectro electromagnético. Se conoce como espectro electromagnético el rango de radiación electromagnética, el
cual está dividido en regiones, aunque la frontera entre ellas no está determinada por un valor fijo de frecuencia o longitud
de onda; más aún, hay regiones que se superponen, de modo que algunas frecuencias se incluyen a veces dentro de dos
rangos diferentes.
En la figura 10.5 se muestra una representación de las regiones en que se divide el espectro electromagnético, por rangos de
longitud de onda, de frecuencia y de energía de los fotones. Las regiones están representadas en una línea y por colores, como
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 169

ayuda visual; cuando dos regiones se superponen, los respectivos colores también lo hacen. En estos casos, la clasificación
en uno de los dos rangos es en cierto sentido arbitraria, aunque es común asignarle nombre por el mecanismo de producción
de la radiación. En la parte central de la gráfica, aparece al lado de la correspondiente frecuencia, la aplicación de esas ondas.

Relaciones entre longitud de onda, frecuencia y energía

Es fácil convertir entre sí los valores frecuencia, longitud de onda o energía de fotones, con el uso de las relaciones

c = λf ;

E =hf ,

donde E es la energía y h es una constante universal, denominada constante de Planck, cuyo valor es

h = 6.62606876 × 10−34 J · s ≈ 4.14 × 10−15 eV · s.

La decisión de usar alguno de los valores de la constante de Planck dependerá del contexto del problema, que reque-
rirá la energía bien sea en joules o en electronvoltios.

Ejemplo 10.1

Calcular la frecuencia, energía y región del espectro de una onda electromagnética con longitud de onda
λ = 6 × 10−7 m.

S OLUCIÓN : la frecuencia se calcula de manera directa con la ecuación c = λ f , como

c 3 × 108 m/s
f = = = 5 × 1014 Hz;
λ 6 × 10−7 m

la energía, ahora, se calcula con la ecuación E = h f , como

E = 4.14 × 10−15 eV · s × 5 × 1014 1s = 2.07 eV.

En la figura 10.5, se puede ver con claridad que cualquiera de las cantidades, energía, frecuencia o longitud de onda
pertenecen a la región del visible.

A continuación se presenta la más típica de las divisiones del espectro y se describen algunas características y mecanismos
de producción.

10.4.1. Ondas de radiofrecuencia


A este rango pertenecen las ondas descubiertas por Hertz poco tiempo después de la predicción de Maxwell. El intervalo
está dividido en dos partes en la figura 10.5: el rango de ondas largas, con frecuencias muy bajas y; el rango de ondas de radio
con frecuencias un poco mayores. Su frecuencia se extiende en el rango de unos pocos Hz hasta los 109 Hz, que equivalen a
longitud de onda desde el orden de kilómetros hasta unos 30 centímetros. Son producidas por algunos circuitos eléctricos,
como los de corriente alterna de 60 Hz o λ = 5 × 106 m. Su longitud de onda es muy grande y en teoría no existe un límite al
valor de una onda electromagnética. Se podría emitir una onda de longitud de onda muy grande, al hacer oscilar un péndulo
cuya masa esté cargada eléctricamente.
170 Ondas electromagnéticas y propagación

El nombre de ondas de radiofrecuencia se aplica a las que se encuentran en el rango de valores de longitud de onda mencio-
nado, sin importar el origen. Por ejemplo, las ondas de radio provenientes del espacio exterior no se generan en estaciones
de radio o laboratorios de extraterrestres; se originan en fenómenos astronómicos y su estudio revela información valiosa de
objetos celestes.
El extremo superior de las ondas de radiofrecuencia se utilizan principalmente en transmisión de televisión y radio. Las
ondas muy largas, o de baja frecuencia (ELF, por las siglas de Extremely Low Frequency) de cerca de 1 kHz se utilizan para
comunicarse con submarinos sumergidos. Se necesitan ondas de longitud de onda muy grande para estos fines porque el
agua de mar es buena conductora y absorbería rápidamente ondas de frecuencias mayores, que no lograrían llegar hasta el
submarino.
Algunas personas afirman que vivir cerca a líneas de transmisión puede causar una variedad de enfermedades que incluyen
cáncer y leucemia. Sin embargo, no existen datos concluyentes que soporten esta creencia. Estudios epidemiológicos rea-
lizados en Europa y Estados Unidos no han evidenciado aumento en el riesgo de cáncer debidos a la exposición a campos
eléctricos [15].

10.4.2. Microondas
Tienen un rango aproximado desde 109 Hz hasta 3 × 1012 Hz, que corresponden al intervalo de longitudes de onda desde
∼ 30 cm hasta ∼ 1 mm. Son de interés en comunicaciones satelitales y radioastronomía por cuanto se encuentran dentro del
rango de radiación capaz de penetrar la atmósfera terrestre, que va desde aproximadamente 1 cm hasta 30 m. Los átomos
de hidrógeno neutro, distribuidos a lo largo de muchas regiones del espacio, emiten radiación de microondas de 21 cm, o
1.420 GHz, que permite obtener valiosa información de la estructura de las galaxias con la cual se pueden refutar o comprobar
predicciones teóricas acerca del origen del universo.
Las microondas pueden generarse principalmente mediante circuitos eléctricos, aunque también se producen por algunas
transiciones electrónicas entre niveles de energía cercanos entre sí. Por ejemplo, el estado base del átomo de cesio consiste
en dos niveles muy cercanos y sus transiciones involucran emisión de radiación de 9.19263177 × 109 Hz, que es la base del
famoso reloj de cesio y del patrón de tiempo.
Adicionalmente, las microondas del orden de GHz son muy utilizadas en teléfonos y dispositivos inalámbricos y en telefonía
celular.
El radar es una de las aplicaciones de las microondas, desarrollado durante la segunda guerra mundial. Al detectar el tiempo
que tarde en regresar el eco de una señal enviada hacia un objeto, se determina la distancia a la que se encuentra. Si el objeto
se mueve, produce un corrimiento de la longitud de onda de la señal, conocido como corrimiento Doppler, que permite
determinar la rapidez. Sistemas de radar sofisticados, permiten mapear la superficie terrestre y la de otros planetas, con una
resolución limitada únicamente por la longitud de onda, ya que entre menor sea esta, más pequeños los detalles que se
pueden distinguir.
En un horno microondas se generan ondas electromagnéticas de 2.45 GHz por aceleración de electrones. Las moléculas de
agua y otros componentes de los alimentos tiene frecuencias naturales de oscilación del mismo valor de las microondas que
inciden sobre el alimento, por lo que presentan resonancia, o sea, absorben la potencia de las microondas y oscilan con la
máxima amplitud; esto se traduce en aumento de la energía cinética interna y, por tanto, de la temperatura de los alimentos.
Otro uso de las microondas es en calentamiento del cuerpo humano. Las microondas pueden penetrar en los tejidos y produ-
cir un “calentamiento profundo”, en tratamientos conocidos como diatermia con microondas; estos se usan para tratamiento
de dolores musculares, espasmos, tendinitis y casos de artritis.

10.4.3. Infrarrojo
Se extiende aproximadamente desde 3 × 1011 Hz hasta 4.3 × 1014 Hz (longitudes de onda entre 0.7 µm hasta 1 000 µm) y fue
detectada por vez primera en 1800 por el astrónomo Sir William Herschel. El infrarrojo es conocido de manera abreviada
como IR y, debido a limitaciones en el rango de los detectores, se ha dividido tradicionalmente en tres regiones:
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 171

IR cercano, es decir cerca al visible, con longitudes de onda en el rango aproximado de 750–3 000 nm,

IR medio, con rango de longitudes de onda de 3 000–30 000 nm,

IR lejano, con longitudes en el rango de 30 000 nm hasta 1 mm.

La radiación infrarroja se origina básicamente por fuentes incandescentes, es decir por osciladores moleculares. Los mate-
riales irradian o absorben en el IR por agitación térmica de sus moléculas, dentro de pequeños rangos específicos, carac-
terísticos de los enlaces químicos involucrados. Este tipo de radiación se detecta por lo general mediante un sistema que
responde al calor generado por una superficie. Los sensores de IR se basan en variaciones térmicas, eléctricas, de volumen,
entre otras, ocasionadas por la radiación IR emitida por determinado objeto. El detector infrarrojo, independiente del tipo
de fenómeno físico al cual responda, se puede acoplar a un tubo de rayos catódicos para producir una imagen en un monitor
de televisión. Además, existen películas fotográficas sensibles a determinadas franjas del IR. En la figura 10.6 se muestra una
imagen captada por una cámara de seguridad que detecta en el IR la presencia de un intruso.

Figura 10.6: Detección de un intruso por medio de una cámara IR. Tomada de photonics spectra, abril 2013 [16]. Enlace: deteccion de
intruso

Además de esta división tradicional del infrarrojo, en la actualidad se habla de la región de terahertz por sus aplicaciones
tecnológicas, como veremos en la nota 10.1.
Hay gran demanda de productos para el rango del infrarrojo, debido a la variedad de aplicaciones que van des detección
de señales de IR en imagenología o visualización térmica; identificación de elementos; espectroscopía de IR. La cantidad
de aplicaciones aumentan a la par con las necesidades tecnológicas, por lo que los fabricantes de productos ópticos co-
mienzan a utilizar variedad de productos para esta región del espectro en el diseño de dispositivos como ventanas, espejos,
polarizadores, divisores de haz, prismas, lentes y combinaciones o ensambles de estos dispositivos ópticos [18].

10.4.4. Luz o parte visible del espectro


Es la radiación correspondiente a una estrecha franja con frecuencias que van alrededor de 3.84×1014 Hz hasta aproximada-
mente 7.69 × 1014 Hz. Esta franja se subdivide en rangos correspondientes a los colores detectados por el ojo humano, como
se muestra en la tabla 10.1 y en la figura 10.7. La luz se produce generalmente por una reacomodación de los electrones
externos de los átomos y moléculas.

Figura 10.7: Parte visible del espectro electromagnético.


172 Ondas electromagnéticas y propagación

Tabla 10.1: Correspondencia entre color y rango de longitudes de onda para el visible.

Color Intervalo de λ (nm) Intervalo de frecuencia (×1014 Hz)


violeta 400–430 6.98–7.5
azul 430–485 6.19–6.98
verde 485–560 5.36–6.19
amarillo 560–590 5.1–5.36
naranja 590–625 4.8–5.1
rojo 625–700 4.29–4.8

La óptica se considera tradicionalmente como la disciplina que estudia el comportamiento de la luz o radiación vi-
sible, pero el nombre se ha extendido al estudio de ondas electromagnéticas de otras regiones del espectro. Hay dos
aproximaciones al estudio del comportamiento de la radiación electromagnética: primera, cuando la luz interactúa
con objetos muy grandes comparados con la longitud de onda su propagación se puede representar por líneas rectas
o rayos y la óptica geométrica o de rayos estudia situaciones donde intervienen espejos, prismas y lentes; segunda,
cuando la radiación interactúa con objetos de tamaño similar o menor a la longitud de onda se hace evidente el ca-
rácter ondulatorio de la radiación y debe ser estudiado por la óptica física.

10.4.5. Ultravioleta
La radiación ultravioleta (UV) se encuentra en el rango de frecuencias desde 7.5 × 1014 Hz hasta 5 × 1017 Hz (λ de 4 × 10−7 m
hasta 6×10−10 m). El Sol es una importante fuente de radiación UV y es la principal causa del bronceado. La mayor parte de la
radiación ultravioleta proveniente del Sol es absorbida por los átomos de la estratosfera, lo que es una situación afortunada,
por cuanto la luz UV en exceso tiene efectos perjudiciales sobre la salud del ser humano, como quemaduras en la piel y
en algunos caso, aparición de cataratas. Uno de los principales constituyentes de la estratosfera es el ozono (O3 ), que se
convierte en un escudo protector ya que al interactuar con la luz UV la absorbe y reemite en forma de radiación infrarroja,
que a su vez calienta la estratosfera.

La radiación UV del Sol se divide en tres intervalos ordenados de mayor a menor longitud de onda, que equivale a
ordenarlos de menor a mayor energía:

UV-A (320-400 nm),

UV-B (290-320 nm),

UV-C (220-290 nm).

El ozono absorbe la mayor parte de UV-B y UV-C, por lo que el 99 % de la radiación UV del Sol que alcanza la superficie
de la Tierra es UV-A.

La exposición prolongada a la radiación UV-B produce cáncer de piel. Se estima que alrededor del 20 % de adultos llegarán a
desarrollar cáncer de piel en el curso de su vida. A pesar que se supone que este tipo de radiación no alcanza la superficie de
la Tierra, se ha incrementado el número de casos de cáncer de piel en países como Australia, que están bajo lo que se llama
“el agujero de la capa de ozono”, lo que indica la importancia del ozono como filtro para UV-B y UV-C en la capa superior
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 173

de la atmósfera. Todos los rangos de UV pueden dañar fibras de colágeno, lo que produce aceleración de los procesos de
envejecimiento de la piel y la formación de arrugas.
Debido a que muy poca radiación UV-B y UV-C alcanzan la superficie terrestre, las quemaduras en la piel son causadas por
exposición prolongada y el cáncer a exposición repetida; hay estudios que indican correlación entre alta exposición al Sol en
la juventud y la aparición de melanoma o tumores en las células pigmentarias que contienen melanina, a edad avanzada.
La radiación UV-B excita moléculas de DNA y distorsiona la hélice de DNA, lo que conduce a mutaciones y la posible forma-
ción de células cancerosas. La repetida exposición al UV-B puede conducir a la formación de cataratas a edad avanzada.
Uno de los mayores efectos de exposición extrema al UV-C es la supresión del sistema inmune, tanto localmente, como a
nivel de todo el cuerpo.
Una fuente de radiación UV son los destellos del flash de cámaras fotográficas, por lo que se prohíbe en museos y galerías de
arte su uso. La radiación UV produce foto-degradación de algunas obras de arte.
Pero no todo es malo. Además de los efectos adversos de la radiación ultravioleta, existen beneficios de la exposición natural
y del uso tecnológico. La producción de vitamina D en la epidermis resulta de la exposición a la radiación UV-B, general-
mente del Sol, por unos 10 minutos diarios. La radiación UV también se aplica en tratamientos de la ictericia infantil, en
esterilización de recintos, instrumentos y herramientas, además del exterminio de gérmenes. También se utiliza como he-
rramienta en la identificación de sustancias; algunos compuestos cuando se exponen al ultravioleta emiten radiación visible
de longitudes de onda características, en un proceso llamado fluorescencia.
El ultravioleta se utiliza en microscopios especiales que detectan detalles más pequeños que aquellos observables por mi-
croscopios de longitudes mayores como los de luz visible.

10.4.6. Rayos X
Los rayos X son ondas electromagnéticas con frecuencias desde 3×1016 Hz hasta 3×1020 Hz (λ de ×10−8 m hasta ×10−12 m). La
fuente más común de rayos X es el frenado de electrones con energía relativamente alta, al chocar contra un blanco metálico.
Tienen aplicaciones como herramienta de diagnóstico en medicina y en el tratamiento de ciertos tipos de cáncer. Debido
a su alto poder de penetración pueden causar daño o destrucción de tejidos en los seres vivos, por lo que se deben tomar
precauciones respecto a la sobreexposición. Mujeres en estado de gestación y menores de edad deben evitar la exposición a
tal radiación.
Rayos X con longitudes de onda comparables a la de separación de átomos en sólidos cristalinos (≈ 0.1 nm) son utilizados en
el estudio del ordenamiento de los átomos en los cristales.

Al final del siglo 19 ocurrió uno de los descubrimientos más importantes: la existencia de los rayos X por Wilhelm
Conrad Röntgen en 1895, a quien se otorgó por este hallazgo el primer premio Nobel de física en 1901. El origen y
naturaleza de esta radiación no se entendió en esa época, aunque la comunidad científica observó que estos rayos
manifestaban una serie de fenómenos hasta ahora desconocidos y, más importante aún, la utilidad práctica como
herramienta de diagnóstico médico fue evidente desde el comienzo.

10.4.7. Rayos gamma


Son rayos con frecuencias desde 3 × 1018 Hz hasta 3 × 1022 Hz (λ de ×10−10 m hasta 10−14 m). Consisten en radiación emitida
por núcleos radiactivos y son altamente penetrantes por lo que pueden causar severos daños en tejidos de seres vivos; el daño
es mayor en células germinales, por lo que pueden causar mutaciones en embriones y daños en la médula donde se generan
los glóbulos rojos. Por esta razón se deben implementar medidas de protección radiológica, según normas de la Organización
Internacional de Energía Atómica, que incluyen el blindaje de instalaciones con materiales altamente absorbentes como
concreto, plomo o materiales compuestos avanzados.
174 Ondas electromagnéticas y propagación

En contraposición a efectos nocivos se encuentra su aplicación en radioterapia para tratamiento de algunos tipos de cáncer
y en irradiación de sustancias y alimentos para prolongar su vida útil.

Nota de aplicación 10.1 El grafeno y las ondas de terahertz

Las ondas electromagnéticas del orden de terahertz se podrían incluir en el rango del infrarrojo, pero debido a aplica-
ciones particulares se las denomina ondas de terahertz.
En la red cristalina del grafeno, una de las formas del carbono, los electrones pueden moverse con rapidez extrema-
damente elevada, por lo que el material responde eficazmente, cuando sus electrones interactúan con radiación elec-
tromagnética que oscila rápidamente, en particular de la región de terahertz. Este fenómeno fue aprovechado, por
investigadores del Instituto de Nanociencias del Consejo Nacional de Investigaciones (Cnr–Nano), en colaboración
con las universidades de Cambridge (Reino Unido) y de Montpellier (Francia), para proponer el diseño de detectores
con funcionamiento potencialmente superior a los que se han venido utilizando hasta ahora, como lo muestra una
reciente publicación [17].
Las ondas terahertz, pertenecen a la región del espectro electromagnético con frecuencias superiores a las de micro-
ondas, lo que la hace ideal para aplicaciones de control de seguridad de pasajeros y control de calidad de procesos
industriales, por cuanto esas ondas pueden atravesar las vestimentas, maletas, paquetes y embalajes sin ningún ries-
go para la salud ni los objetos. La explotación comercial de la radiación terahertz, por ejemplo en escáneres corporales
o en control de alimentos, está limitada por las tecnologías de detección, que no son suficientemente rápidas ni sen-
sibles para esa radiación, además de requerir temperaturas muy bajas. Los dispositivos con grafeno están en condi-
ciones de realizar barridos de manera rápida, a escala macroscópica y temperatura ambiente. Su funcionamiento fue
probado con la toma de una radiografía de una maleta fabricada de cartón, que contenía cápsulas de café envueltas
en aluminio; las imágenes obtenidas al realizar el barrido con los nuevos sensores mostraron, con claridad y con muy
buena resolución, las cápsulas y los intersticios entre ellas.
Como nota adicional, vale la pena comentar como la investigación sobre grafeno avanza en todo el mundo y muestra
resultados sorprendentes sobre nuevas aplicaciones del grafeno. Por esta razón, se le dedican muchos recursos hu-
manos y financieros. Por ejemplo, los autores de la investigación mencionada en esta nota le presentaron a la unión
europea un proyecto “Flagship Graphene”, que costaría alrededor de 10 billones de euros, para desarrollar en los pró-
ximos 10 años una nueva tecnología con base en el grafeno y otros materiales bidimensionales.

10.5 Trasporte de energía por las ondas electromagnéticas

Figura 10.8: Dirección de propagación de la onda electromagnética. H. D. Young, R. A. Freedam, Sears–Zemansky, Física Universitaria [7].
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 175

Las ondas electromagnéticas llevan energía y cantidad de movimiento o momento, gracias a lo cual sirven para transmitir
información codificada en forma de pulsos y también al interactuar con la materia ejercen fuerzas y presión sobre superficies.
El producto vectorial E × B determina la dirección en que viaja la energía, como se ve en la figura 10.8. Se define el vector de
Poynting, como
1
S= µ0 E ×B. (10.2)

Las unidades de ese vector resultan vatios sobre área (W/m2 ). Estas unidades corresponden a las de intensidad de una onda,
como las sonoras. Para las ondas electromagnéticas, se define la irradiancia o intensidad de la onda como la magnitud del
vector de Poynting, que se expresaría como

1
cµ0 E 0 cos(kx − ωt ).
2
|S| = S =

Para ondas electromagnéticas, la irradiancia tendría una variación muy rápida, por lo que en la práctica se calcula su valor
medio durante un período de oscilación. Para ese tiempo, el valor medio de la función cos2 es 21 . Entonces, la irradiancia
media de la onda es

I = 12 ε0 cE 02 . (10.3)

La irradiancia también se denomina intensidad como se hace para las ondas en general. Se usarán los dos términos frecuen-
temente. Es la cantidad que captan los detectores cuando se realizan experimentos y la que determina la respuesta de la
materia al interactuar con la radiación. Por la definición y el análisis dimensional, la potencia P de la onda que incide sobre
una superficie de área A, es

P = I A. (10.4)

Ejemplo 10.2

La irradiancia media que llega del Sol a la superficie de la Tierra (incidencia perpendicular a la superficie) es
1000 W/m2 Sobre la terraza de un edificación de dimensiones 8.00 metros por 20.0 metros, la potencia media inci-
dente será

P = I A = 1000 W/m2 × 8.0 × 20.0 m2 = 1.6 × 105 W.

Vale la pena anotar, acerca del resultado anterior que esa potencia no se aprovecha totalmente. Si el techo estuviera
cubierto con paneles solares, convertirían alrededor del 10 % en energía eléctrica. Entonces, la potencia efectiva que
convertirían sería 1.6 × 104 W. La fracción de potencia aprovechada en el proceso de conversión de energía radiante
en voltaje se expresa como eficiencia de las celdas. Esta debe tenerse en cuenta en los cálculos.

En estos casos de intensidad y potencia radiante, es muy importante saber el tipo de fuente, o mejor aún, la forma como
esta emite la radiación. Una fuente puntual, que emite de manera uniforme en todas las direcciones, genera la onda con
determinada potencia P . Aunque no se disipe potencia en el trayecto y el valor emitido P , se mantenga fijo, se distribuye
sobre superficies cada vez mayores a medida que la onda se aleja de la fuente. Al emitirse la radiación por igual en todas las
direcciones, la potencia P se reparte sobre superficies esféricas de radio r y área A.
176 Ondas electromagnéticas y propagación

La consecuencia es que la irradiancia disminuye proporcionalmente al inverso del cuadrado de la distancia r la fuente,
por cuanto

P P
I= = .
A 4πr 2

Ejemplo 10.3

Una lámpara de escritorio incandescente, que tiene una potencia nominal de 60 vatios, solamente convierte en luz el
5 % de esa potencia. Si ilumina una hoja que se encuentra a 30 cm y se supone que es una fuente puntual que irradia
igual en todas las direcciones, determinar la irradiancia media que llega a la hoja.

S OLUCIÓN : Al irradiar solamente el 5 %, la potencia de la radiación es 3.0 vatios, la cual se irradia en superficies esfé-
ricas de radio r , concéntricas con la fuente. Entonces, a una distancia r = 0.3m la irradiancia es

P 3.0 W 3.0 W
I= = = = 2.6 W/m2 .
A 4πr 2 4π × 0.32 m2

No todas son fuentes puntuales

Los láseres como los de apuntadores emiten luz con aproximadamente una frecuencia fija (monocromática). El dis-
positivo está diseñado para que la luz salga en forma de rayo, por lo que no es fuente puntual. Lo más importante
es que, en primera aproximación, la potencia de salida siempre se aplica a la misma superficie, que por lo general es
una mancha en forma de disco con radio de 1 mm o menos. En estas condiciones, la intensidad se mantiene fija, no
disminuye con la distancia.

10.5.1. Presión de la radiación


Las ondas electromagnéticas transportan cantidad de movimiento que se calcula como p = E /c, donde E es la energía de los
fotones. Al intercambiar cantidad de movimiento, cuando inciden sobre una superficie, realizan fuerza y por consiguiente
presión. Esta presión de la radiación, si se supone que incide perpendicularmente tomados valores extremos para situaciones
extremas:

 cI = 12 ε0 E 02 si la onda es absorbida completamente (cero reflexión)
Presión =
 I
2 c = ε0 E 02 si la onda es reflejada totalmente

En general, la presión tendrá un valor intermedio entre los dos anteriores, por cuanto de la radiación que incide sobre una
superficie una fracción es absorbida, otra fracción se transmite y la restante se refleja. Si el objeto refleja una fracción f r ac
de la intensidad incidente, la presión es

Presión = cI (1 + f r ac).

Noten que si la radiación es absorbida completamente la fracción reflejada es cero, con lo cual la presión toma el menor
valor extremo. Si la superficie tiene reflectividad total, la fracción reflejada es 1 y la presión tiene el máximo valor.
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 177

Ejemplo 10.4

Hay un apuntador láser, con una potencia media de 3.0 mW, que incide sobre una superficie que refleja el 70 % de la
intensidad que llega. El apuntador crea sobre la pantalla una mancha luminosa de 2.0 mm de diámetro y se quiere
calcular la presión que ejerce la luz del láser.

Se calcula primero la irradiancia

P 3 × 10−3 W 3 × 10−3 W
I= = = = 955 W/m2 .
A πr 2 4π × 10−6 m2

La presión sobre la superficie que refleja f r ac = 0.7, es

955 W/m2
Presión = cI (1 + f r ac) = × (1 + 0.7) = 5.4 × 10−6 N/m2 .
3 × 108 m/s

El viento solar

El Sol irradia ondas electromagneticas desde su superficie hacia afuera. Esa radiación ejerce presión, y por tanto fuer-
za, sobre las diminutas partículas de polvo en el espacio interestelar, que también son atraídas gravitacionalmente
hacia el Sol, pero la fuerza de la radiación, en sentido contrario, es mayor. El resultado es que las partículas son arras-
tradas desde el Sol hacia afuera y constituyen lo que se conoce como viento solar. Este se puede aprovechar para
propulsar naves espaciales, como lo hace el viento al incidir sobre la vela de una embarcación.

10.6 Propiedades de materiales y aplicaciones de ondas electromagnéticas (complemento


opcional)

Los materiales, por ejemplo para IR, visible o UV, varían en sus propiedades físicas por lo que es conveniente conocer las
ventajas de cada uno para determinado rango del espectro electromagnético, con el fin de seleccionar el material correcto.
Por ejemplo, la radiación IR tiene longitud de onda mayor a la del visible, por lo que las ondas de las dos regiones se compor-
tan de manera diferente cuando se propagan a través del mismo medio. Algunos materiales pueden ser utilizados bien sea
para el IR o para el visible, por ejemplo el silicio fundido, el BK7 y el zafiro1 . No obstante el desempeño de un sistema óptico
puede optimizarse al usar el material más apropiado para la aplicación en cuestión. Para entender un poco este asunto, con-
viene revisar conceptos como transmisión o trasmitancia, índice de refracción, gradiente de índice de refracción, dispersión,
entre otros.

10.6.1. Transmitancia
La transmisión de la onda electromagnética es tal vez el principal atributo que define un material. La transmitancia es una
medida de la fracción, o el porcentaje, de radiación que pasa a través de un material; la fracción o el porcentaje se indica con
respecto a la intensidad de la radiación que incide sobre el material. Un material que transmite el IR por lo común no lo hace
con el visible. Se dice entonces, que es transparente para el IR y opaco para el visible. El material opaco para determinada
1 El BK7 es un vidrio comercial de alta calidad, de borosilicato, que se usa ampliamente en la fabricación de lentes, ventanas, espejos y otros sistemas

ópticos.
178 Ondas electromagnéticas y propagación

Figura 10.9: Curva típica de transmitancia en función de la longitud de onda, para el silicio. Tomada de Edmundoptics [18]

longitud de onda exhibe valor prácticamente cero de transmitancia para esa λ. La figura 10.9 muestra una curva típica de
transmitancia en función de la longitud de onda, en este caso para el silicio. En ella se observa que el silicio transmite en
parte del IR, más exactamente en gran parte del IR cercano y una pequeña parte del IR medio; pero no transmite luz visible
ni infrarrojo lejano; es opaco para el visible y transparente para una porción del IR.
El punto importante sobre la transmitancia es que no tiene sentido decir que un material es opaco o transparente, si no se
especifica la longitud de onda.

10.6.2. Índice de refracción


Otra propiedad importante de un material es su índice de refracción, simbolizado como n. Es una propiedad que indica
cuánto disminuye la rapidez de la onda electromagnética que se propaga o transmite en el material. Para expresarla cuanti-
tativamente, conviene recordar las ecuaciones de Maxwell del comienzo de capítulo. En ellas aparecen la permitividad ε y la
permeabilidad µ del material, que se expresan como múltiplos de ε0 y µ0 , como

ε = εr ε0 ;
µ = µr µ0 ,

donde εr y µr son la permitividad eléctrica relativa y la permeabilidad magnética relativa del material, respectivamente. Para
un material sin cargas libres ni corrientes, las ecuaciones de Maxwell son similares a las del vacío, con el cambio de ε0 por ε
y de µ0 por µ, o sea, que la velocidad en el medio será

1 1 1 1 c
v=p =p =p ·p =p .
εµ ε0 εr µ0 µr ε0 µ0 εr µr εr µr

Entonces, la velocidad de la onda en el medio, disminuye con la cantidad simbolizada como


p
n≡ εr µr ,

que es justamente, el índice de refracción. Por tanto, la velocidad de la onda en el material es


c
v= ,
n
o, de manera equivalente
c
n= .
v
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 179

Por esta razón, se define en textos muy básicos al índice de refracción como la razón entre la velocidad de la luz
en el vacío y la velocidad en el material. No obstante, es bueno recordar que es una cantidad que depende de las
propiedades magnéticas y dieléctricas del material.

Para el IR los valores típicos de índice de refracción están entre 1.38 y 4; para el visible, valores típicos están ente 1.45 y
2. Aunque no es una relación que se pueda generalizar, para muchos materiales la densidad y el índice de refracción son
proporcionales; como seña de esto, los materiales que transmiten el IR son más densos que los que transmiten el visible. No
obstante, dado que el índice de refracción determina cuánto se desvía o refracta la radiación al incidir de manera oblicua
sobre la superficie del material, un índice de refracción alto puede implicar que el desempeño de un sistema óptico pueda
lograrse con pocas lentes, lo que reduce costos y peso total del sistema.

10.6.3. Dispersión
La dispersión es un fenómeno debido a cambio del índice de refracción de un material al cambiar la longitud de onda. En
otras palabras, el índice de refracción de un material no es una cantidad absoluta como habrán pensado hasta ahora; toma
un valor diferente para cada longitud de onda, por lo que determina que ondas de diferente frecuencia se desvíen a diferentes
ángulos dentro de un material, al incidir sobre la superficie que lo separa de otro medio.
Para cuantificar la dispersión de un material, se utiliza el llamado número de Abbe, simbolizado como v d , que se calcula
como función del índice de refracción del material para tres longitudes de onda de referencia: f (486.1 nm); d (587.6 nm)
y; c (656.3 nm). Los índices para estas longitudes de onda se denotan, respectivamente, n f , n d y n c . Con estos índices de
refracción, el número de Abbe se calcula como

nd − 1
vd = . (10.5)
n f − nc

Los materiales con un número de Abbe mayor a 55, que son menos dispersores, se denominan crown, en tanto que aquellos
con número de Abbe menor a 50, que son más dispersivos, se denominan flint. Así, las lentes de materiales transparentes con
número de Abbe grande son de mejor calidad que las de bajo número, por cuanto al separarse menos los rayos de diferentes
frecuencias, se reduce el fenómeno de aberración cromática.
Los vidrios para el visible tienen valores de número de Abbe entre 20 y 80; los de infrarrojo tienen entre 20 y 1 000.

10.6.4. Gradiente de índice de refracción


El índice de refracción de un medio varía con su temperatura, por lo se define una cantidad, dn/dT , llamada gradiente de
índice de refracción para cuantificar el comportamiento del índice a medida que varía la temperatura. Este gradiente puede
resultar problemático para un material óptico cuando se trabaja en ambientes inestables, especialmente si el sistema óptico
está diseñado para trabajar con un índice de refracción específico. Los materiales aplicables en IR se caracterizan por tener
valores de gradiente mayores a los del visible, por lo que requieren de un sistema de control de temperatura si se quiere tener
un valor estable del índice de refracción.

10.6.5. Elección de materiales


Las regiones del espectro con mayor rango de aplicaciones son el infrarrojo y el visible; las propiedades mencionadas an-
teriormente son claves en el momento de elegir un material para determinada aplicación. El proceso de selección es más
fácil para el IR, por cuanto la cantidad de materiales es menor que para el visible y porque los de IR son más costosos, lo que
hace que el factor económico sea en muchos casos el que determina la elección. Existen, no obstante, tres factores clave que
determinan la elección del material:
180 Ondas electromagnéticas y propagación

propiedades térmicas: con frecuencia los materiales ópticos se encuentran en ambientes con temperatura cambiante. Los
materiales para IR, tienden a disipar gran cantidad de calor, por lo que se deben evaluar cuidadosamente el gradien-
te de índice de refracción y el coeficiente de expansión térmica del material, para garantizar su adecuado funciona-
miento. Por ejemplo. el germanio tiene un alto gradiente de n por lo que es muy probable que su desempeño óptico
disminuya si se encuentra en un ambiente con variaciones térmicas.

Transmitancia: las aplicaciones en sistemas ópticos se dan para las longitudes de ondas a las cuales es transparente un
material. En la figura 10.10 se observa una gráfica comparativa, de los rangos para los cuales diferentes materiales
transmiten en el IR. Por ejemplo, si se quiere elegir entre zafiro y germanio para una aplicación en el IR cercano, es
mejor el germanio, como se ve en la figura.

Figura 10.10: Rangos de transparencia en el IR para diferentes materiales. Tomada de [18].

Índice de refracción: los materiales para IR presentan mayor variedad de valores de índice de refracción que los del visible,
lo que permite más variedad en el diseño de sistemas ópticos. No obstante, a diferencia de los materiales para el visi-
ble, que por lo general funcionan para todo el rango visible, los materiales para IR a menudo están restringidos a un
pequeño ancho de banda dentro del IR, especialmente cuando se usan como material de recubrimientos antirreflejo.

Al tener en cuenta estos tres aspectos clave, resulta que de entre una gran cantidad de materiales disponible para IR, la
industria óptica, de imágenes y la fotónica, se inclinan por unos pocos de estos materiales, entre los que se destacan CaF2 ,
sílice fundida, germanio, MgF2 , N–BK7, KBr, silicio, NaCl, ZnSe y ZnS, cada uno de los cuales tiene su conjunto de atributos
que lo distingue de los demás y hace que sea adecuado para aplicaciones específicas. Por esta razón, es recomendable tener
a mano la mayor cantidad de información sobre las propiedades de estos materiales.

Nota matemática 10.1 Relación de λ con k y de ω con T

si se considera un tiempo fijo, la solución armónica del campo eléctrico toma la forma

E y = E 0y cos(kx − cte),

pero como la función es periódica, se repite cuando el argumento de la función coseno, o sea, la fase de la onda,
cambia en 2π. Es decir

E y = E 0y cos(kx − cte) = E 0y cos(kx − cte + 2π).

Además como vimos, el patrón o perfil de la onda se repite también para x + λ. Entonces,

E y = E 0y cos(kx − cte + 2π) = E 0y cos(k[x + λ] − cte).


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 181

Para que esto sea válido siempre, los argumentos de coseno deben ser iguales, o sea,

kx − cte + 2π = k(x + λ) − cte,

de donde,

2π = kλ,

o de manera equivalente,


k= .
λ
Si se considera ahora una coordenada x fija en la cual los valores del campo oscilan entre el mínimo −E 0y y el máximo
E 0y , la solución se escribe de la forma

E y = E 0y cos(kx − cte),

pero como la función es periódica, se repite cuando el argumento de la función coseno, o sea, la fase de la onda,
cambia en 2π. Es decir

E y = E 0y cos(cte − ωt ) = E 0y cos(cte − ωt + 2π).

Además, la magnitud del campo se repite, después de tomar todos los valores, para un tiempo t + T . Entonces,

E y = E 0y cos(cte − ωt + 2π) = E 0y cos(cte − ω[t + T ]).

Como en el caso anterior, para que esto sea válido siempre, los argumentos de coseno deben ser iguales, o sea,

cte + 2π − ωt = cte − ω(t + T ),

de donde,

2π = ωT,

o de manera equivalente,


ω= .
T

1. Una fuente puntual de luz emite uniformemente en todas las direcciones con una potencia media de 75 vatios. A dos
metros de la fuente se coloca un espejo reflector de 5 cm de diámetro. La luz incide perpendicularmente sobre el
espejo. Determine la intensidad media de la luz sobre el espejo, la fuerza que hace la luz sobre el espejo y la amplitud
del campo eléctrico de la onda al llegar al espejo.

S OLUCIÓN : con la potencia media igual a 75 W, a 2 metros de la fuente la irradiancia media será esa potencia dividida
182 Ondas electromagnéticas y propagación

por el área de una esfera de 2 metros de radio, o sea

P̄ 75 W
I¯ = = = 1.49 W/m2 .
A 4π × 22 m2
Para calcular la fuerza sobre el espejo, debemos determinar primero la presión de la radiación en el lugar del espejo.
Por ser reflectora la superficie, la presión es

2S 2 × 1.49 W/m2
P= = ≈ 1 × 10−8 N/m2 .
c 3 × 108 m/s
La fuerza sobre el espejo es esa presión por el área del espejo, es decir

F = 10−8 N/m2 × π(0.025 m)2 = 2 × 10−12 N.

Para el cálculo de la intensidad el campo eléctrico en el sitio del espejo se usa la expresión

S̄ = I¯ = 12 ²0 cE 02 ,

de donde

2 × 1.49 W/m2
E 02 = = 0.11 × 104 V2 /m2 ,
8.85 × 10−12 F/m × 3 × 108 m/s
por lo cual finalmente el campo eléctrico tiene magnitud o amplitud

E 0 = 33 V/m.

N OTA SOBRE LAS UNIDADES : las unidades de la presión se obtienen así:

W/m2 W×s J × s/s Nm


= 2 = = = N/m2 .
m/s m × m m2 × m m2 m
Las del cuadrado del campo eléctrico se determinan como

W/m2 W×s J × s/s J VJ V2


= 2 = 2 = 2 = 2 = 2.
F/m × m/s m × F/m × m m × F m × C/V m × C m

2. Una granja de energía solar produce energía con una potencia de 1 MW para un pueblo pequeño, al conver-
tir la energía solar en eléctrica. La irradiancia media en el lugar es de 500 W/m2 y las celdas solares sólo convierten
en eléctrica el 25 % de la energía radiante. Determine el área total del panel o paneles solares para generar esa potencia.

S OLUCIÓN : se requiere una potencia de 106 W. La potencia de la irradiancia aprovechada para convertir en potencia
eléctrica es

I = 0.25 × 500 W/m2 = 125 W/m2 .

Por lo tanto, el área total de paneles solares debe ser

P 106 W
A= = = 8000 m2 .
I 125 W/m2

Ejercicios
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 183

Ejercicios

10.1 Ubique la región del espectro electromagnético en que se encuentran las ondas de las frecuencias siguientes:
2 Hz, 2 kHz, 2 MHz, 2 GHz, 2 THz, 2 PHz, 2 EHz, 2 ZHz, 2 YHz.

10.2 Con explicación del procedimiento, señale la expresión matemática correcta para el campo eléctrico de una
onda electromagnética, de amplitud 2 × 10−3 V/m con frecuencia de 1014 Hz, que viaja en un medio con índice de
refracción 1.5

a E = 2 × 10−3 cos(2π[2 × 102 x − 6 × 1010 t ])

b E = 2 × 10−3 cos(2π[2 × 1010 x − 5 × 1018 t ])

c E = 2 × 10−3 cos(2π[5 × 103 x − 1012 t ])

d E = 2 × 10−3 cos(2π[5 × 105 x − 1014 t ])

10.3 Un láser de helio–neón funciona a una longitud de onda de 6328.165 Å en el aire. En el aire, el índice de refrac-
ción es 1.0002759 para esa longitud de onda

a Determinen la velocidad de la luz de ese láser en aire

b Determinen la frecuencia y la energía de sus fotones

10.4 El índice de refracción de aire seco a condiciones estándar de presión y temperatura está dado por la fórmula

108 1016
107 (n − 1) = 2726.43 + 12.288 + 0.35555 4 ,
λ 2 λ
donde λ está en Å. Calculen la velocidad de la radiación de 4 000 Å, 6 000 Å y 8 000 Å, en aire a condiciones estándar de
presión y temperatura.

10.5 Realicen los cálculos necesarios y completen la tabla 10.2

λ (Å) k (1/m) Energía eV f (Hz) Región del espectro


420
2π × 104
8.14 × 10−22 J
8.21 × 1013

Tabla 10.2: Parámetros de diferentes ondas electromagnéticas.

10.6 Si la permitividad relativa del agua, a frecuencias ópticas, es 1.78 y se supone que la permeabilidad magnética
es 1; determine la velocidad de la luz en el agua; si la luz que incide tiene λ = 550 nm, ¿cuáles son los valores de λ y f
en el agua?

10.7 En un material con permeabilidad magnética relativa 1.8, la luz se propaga con rapidez de 1.34 × 108 m/s. De-
terminen la constante dieléctrica del material

10.8 Una onda electromagnética en un material está descrita como

E = 100 cos 1.3 × 107 x − 1.9 × 1015 t .


¡ ¢

El índice de refracción del material es


184 Ondas electromagnéticas y propagación

a 1.6

b 1.0

c 2.6

d 4.0

e 2.0

10.9 Señale la equivalencia correcta entre cantidades físicas de una onda electromagnética

a 4 × 1020 Hz → 2.7 × 10−17 J

b 6.4 × 10−20 J → 3.1 × 10−6 m

c 7 × 10−11 m → 4.3 × 1015 Hz

d 2.5 eV → 6 × 1017 Hz

e 2.1 × 103 eV → 6 × 1015 Hz

10.10 Hay tres ondas electromagnéticas con las características mencionadas en la lista al final de este punto. Si E es
energía de los fotones de cada onda, el orden de sus energías es

a E1 < E2 < E3

b E1 < E3 < E2

c E2 < E1 < E3

d E2 < E3 < E1

e E3 < E2 < E1

onda 1, de 3 × 10−9 m;

onda 2, de 1013 Hz;

onda 3, de 6.6 × 10−24 J

10.11 Un radar emite un pulso dirigido hacia un objeto. El pulso retorna al receptor cuando han transcurrido exac-
tamente 4 × 10−4 s. ¿A qué distancia se encuentra el objeto del radar?

10.12 El campo eléctrico de una onda electromagnética, en el vacío, está dado por

E = 100 cos(2 × 109 x − ωt ).

Encuentren la amplitud del campo, la longitud de la onda y la frecuencia de la onda.

10.13 Dada la onda electromagnética

E = 900 cos(1.26 × 107 x − 1.88 × 1015 t ),

determinen su velocidad de propagación


Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 185

10.14 En un material con permeabilidad magnética relativa 1.4, la luz se propaga con rapidez de 1.49 × 108 m/s. La
constante dieléctrica del material es

a 4.0

b 2.9

c 3.2

d 2.0

e 1.8

10.15 En el espacio libre una onda electromagnética tiene longitud de onda de 500 nm. Determinen la longitud de
onda al pasar del vacío al diamante, con n = 2.4.

10.16 Un radar envía una onda electromagnética hacia un objeto, la cual tarda 360 segundos en ir y volver. Calculen
la distancia al objeto es

10.17 En la figura 10.11 se dibujan los campos E y B de una onda electromagnética, en cierto instante. El sentido de
propagación de la onda es entrando a la hoja. Esta afirmación es

Falsa

Verdadera

Figura 10.11: Vectores E y B de una onda electromagnética.

10.18 El campo eléctrico de una onda electromagnética senoidal oscila sobre el eje x. Si la onda se propaga en la
dirección del eje z, el vector B oscila

a en el sentido negativo del eje x

b en dirección del eje y

c en sentido contrario al del eje y

d en sentido negativo del eje z

10.19 Un satélite en órbita alrededor de la Tierra, a una distancia en que la irradiancia media es 1400 W/m2 , desplega
sus paneles recolectores de energía solar, de 40.0 m2 . Si la radiación incide perpendicularmente y se supone que los
paneles la absorben completamente, calculen la fuerza ejercida por la radiación sobre los paneles.

10.20 La irradiancia media que llega a la Tierra, proveniente del Sol es aproximadamente 1400 W/m2 . Con base en
ese dato calcule la potencia media con que el Sol emite radiación.
186 Ondas electromagnéticas y propagación

10.21 El campo eléctrico de una onda electromagnética está dado por

E = 100 cos(2 × 109 x − ωt ).

Determinen el valor de la irradiancia de esa onda.

10.22 Una onda de radio entrega una potencia por unidad de área de 25 W/m2 . Si se coloca una superficie plana
perpendicular a la dirección de propagación de la onda, calcule la presión que ejerce la radiación sobre la placa si se
supone que ella absorbe totalmente la radiación.

10.23 Una onda plana varía senoidalmente con frecuencia de 90 MHz y viaja en dirección x. El campo eléctrico está
sobre el eje y y tiene un valor máximo de 2 mV/m.

a Determine la frecuencia, el período y el máximo valor del campo B .

b Escriba las expresiones para E y B en función del tiempo.

c Encuentren el valor de la potencia promedio por unidad de área que lleva esa onda.

10.24 Una fuente puntual de luz emite uniformemente en todas las direcciones con una potencia media de 75 vatios.
A dos metros de la fuente se coloca un espejo reflector de 5 cm de diámetro. La luz incide perpendicularmente sobre el
espejo. Determine la intensidad media de la luz sobre el espejo, la fuerza que hace la luz sobre el espejo y la amplitud
del campo eléctrico de la onda al llegar al espejo.

10.25 Una granja de energía solar produce energía con una potencia de 1 MW para un pueblo pequeño, al convertir
la energía solar en eléctrica. La irradiancia media en el lugar es de 500 W/m2 y las celdas solares sólo convierten en
eléctrica el 25 % de la energía radiante. Determine el área total del panel o paneles solares para generar esa potencia.

10.26 El arreglo de paneles solares de un estación espacial tiene un área total de 2500 m2 y genera 10 kW. Si la irra-
diancia de la luz solar a la altura de la estación es 1400 W/m2 , la eficiencia de las celdas es aproximadamente

a 15 %

b 3%

c 25 %

d 30 %

e 10 %

10.27 Un equipo láser emite pulsos con amplitud del campo eléctrico E 0 = 2.0 × 109 N/C. Calculen la potencia pro-
medio de cada pulso que pasa a través de una superficie de 1.6 × 10−5 m2 , perpendicular al haz.

10.28 Una fuente puntual emite luz uniformemente en todas direcciones. A una distancia de 2.50 m de la fuente
la amplitud del campo eléctrico de la señal emitida es 19.0 N/C. Determinen la potencia media con que se emite la
radiación en la fuente.

10.29 El radio de un rayo láser es 1 mm y emite con una potencia de 1.2 × 10−3 W. Calculen la intensidad del haz.

10.30 Una lámpara de infrarrojo emite radiación con magnitud del campo eléctrico E 0 = 2800 N/C. Calculen
a la intensidad promedio de esa radiación
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 187

b la potencia media transferida a la pierna de una persona, si se enfoca la radiación sobre un área de 4.0 cm de
radio

10.31 En la figura 10.12 se muestra una curva típica de transmitancia de un material, en función de la longitud de
onda. Determine las regiones del espectro para las cuales el material es transparente, en caso de serlo para alguna por-
ción del visible, indique para cuáles colores sería transparente y para cuáles opaco; ¿sirve para bloquear el infrarrojo?
¿el ultravioleta?

Figura 10.12: Curva de transmitancia de un material.

10.32 En la figura 10.13 se muestra la curva de índice de refracción de un material, en función de la longitud de
onda. Determine la velocidad en ese medio para ondas de 0.5 µm y de 0.6 µm.

Figura 10.13: Índice de refracción de vidrio comercial..

10.33 Un electrón (m = 9.11 × 10−31 kg) debe tener una energía igual a la fotones con longitud de onda de 1.4 Å en el
vacío. Determinen su rapidez

10.34 Calculen el voltaje que se debe aplicar para acelerar un protón (m = 1.67 × 10−27 kg) para que tenga energía
cinética equivalente a la fotones de radiación con λ = 1.54 × 10−10 m.

10.35 La intensidad de una onda electromagnética a 10 metros de la fuente es 1000 W/m2 . Calculen la intensidad a
100 metros de la misma fuente

10.36 Señale la afirmación que no es cierta para ondas electromagnéticas

a consisten en campos eléctricos y magnéticos variables


188 Ondas electromagnéticas y propagación

b viajan en el vacío con diferentes velocidades según su frecuencia

c transportan energía

d pueden ejercer fuerza sobre una superficie

e se pueden reflejar

10.37 Si se duplica la magnitud tanto del campo eléctrico como la del magnético de una onda, su intensidad

a se duplica

b permanece igual

c aumenta 8 veces

d aumenta 16 veces

e se cuadruplica

10.38 el producto µ0 ε0 es equivalente a

a velocidad

b 1/velocidad
p
c 1/ velocidad

d (velocidad)2

e 1/velocidad2
Bibliografía

[1] Halliday & Resnick, Fundamentals of physics, tenth edition, ISBN: 978-1-118-23072-5, Wiley, 2014

[2] PASCO Scientific, edited by: Robert Morrison, Instruction Sheet for the PASCO Model SF-9069, 1996

[3] Ask Nature, Webs react to electrically charged insects: cross spider, disponible en http://www.asknature.org/
strategy/18562c4025b3ea6c0e8cddacdc29f24f
[4] Ortega-Jimenez, Victor Manuel, Dudley, Robert, Spiderweb deformation induced by electrostatically charged insects, Na-
ture Publishing Group, Scientific Reports, DOI 10.1038/srep02108, 2013

[5] Louis A. Bloomfield, How Things Work, fifth edition, Wiley, 2013

[6] R. A. Serway, J. W. Jewett Jr., Física para ciencias e ingenierías, Vol. 2, novena edición, Cengage Larning, 2015

[7] Sears, Semansky, Young y Frieddman, Física Universitaria, vol 2, décima segunda edición, Pearson (2009)

[8] R. Feynman, Lecturas de Física, vol 2, (1965)

[9] P. M. Fishbane, S. G. Gasiorowicz, S. T. Thornton, Physics for Scientists and Engineers, Third Edition, Pearson (2005)

[10] Tipler Paul, Mosca Gene, Physics for scientists and engineers, sixth edition, W. H. Freeman Company, ISBN-10: ISBN-
13:0-7167-8964-7, (2008)

[11] W. Bauer, G. D. Westfall, Física para ingeniería y ciencias, Volumen 2, Mc Graw Hill, (2011)

[12] Minoru Fujimoto, Physics of classical electromagnetism, ISBN: 978-0-387-68018-7, Springer, (2007)

[13] Matthew N. O. Sadiku, Elementos de electromagnetismo, tercera edición, Oxford University Press

[14] Ultraviolet image shows the Sun’s intricate atmosphere, Agencia Europea Espacial, ESA, http://www.esa.
int/spaceinimages/Images/2016/03/Ultraviolet_image_shows_the_Sun_s_intricate_
atmosphere
[15] openStaX college™, College physics, Rice university (2013) descargarlo de: college physics

[16] Marie Freebody, ITAR: Keeping the US Safe or a Global Trade Headache?, Photonics spectra,
http://www.photonics.com/Article.aspx?AID=53440, abril 2013, p. 48–51

[17] Laboratorio de Química del estado sólido de UNICAMP, Grafeno: segurança alimentar e de passageiros, noticia: Grafeno

[18] The Correct Material for Infrared (IR) Applications, nota técnica de Edmundoptics materiales-IR
Esta página fue dejada intencionalmente blanca
Soluciones

Soluciones del Capítulo 1 Soluciones del Capítulo 2 Soluciones del Capítulo 3

1.1 175631 C 2.1 c. 3.1 a 1.75 N · m2 /C


2.2 b. No depende, siempre y cuando la
1.2 b

2.3 e. hoja sea plana


1.3 c.
2.4 b. c i) 0◦ ; ii) mínima? 90◦
1.4
2.5 −1.04 × 10−7 C 3.2 d.
1.5
2.6 3.22 × 108 N/C 3.3 −11762 Nm2 /C
1.6
2.7 mmmm!
3.4 30 Nm2 /C
1.7
2.8 mmmm!
3.5 b.
1.8 2.9 d.
3.6 d.
1.11 2.10 d.

2.11 c) 3.7 a.
1.14

2.12 b. 3.8 c.
1.16
2.13 a.S 3.9 a.
1.17 c.
2.14 mmmm!
1.17 a. 3.10 c.
2.15 mmmm!
1.18 d. 3.11 c.
2.16 mmmm!
1.20 mmmm! 3.12 c.
2.17 mmmm!
1.21 c. 3.13 mmmm!
2.18 mmmm!

1.22 a. 2.19 mmmm! 3.14 mmmm!

1.23 e. 2.20 mmmm! 3.15 mmmm!


192 BIBLIOGRAFÍA

Soluciones del Capítulo 4 4.20 a. 5.11 mmmm!

4.21 e. 5.12 c.
4.1 a  − 24 k)
ı + 120 b
(120b b V/m
5.13 2.1
4.22 c.
b Será tema de otro capítulo, pero 5.14 4x10−5 C
1 2
se calcula como u = 2 ε0 E , don- 4.23 Errónea; hay parejas de líneas que
de ε0 = 1/4πk. no son perpendiculares 5.15 0.5655 cm2

4.24 a. 5.16 c.
4.2
kq 1 5.17 mmmmmm!
V (x, y, z) = p 4.25 c.
x 2 + y 2 + (z − 4)2 5.18 mmmmmm!
4.26 b.
kq 2 5.19 a.
+p
(x + 2)2 + (y − 5)2 + (z − 1)2 4.27 a.
5.20 500 condensadores en paralelo ;
kq 2 no habrá espacio en el protoboard
+p . 4.28 a 2500 V/m hacia a abajo
(x − 3)2 + (y + 4)2 + (z − 6)2
b mmmmm! 5.21 mmmm!
4.3 −38.9 V
5.22 mmmm!
2 4.29 d.
4.4 5.41kQ /a
5.23 mmmmmm!
4.30 Errónea; hay parejas de líneas que
4.5 15.55 eV; inestable 5.24 12 µC
no son perpendiculares
4.6 ∆V = 0. 5.25 183.3 µF

4.7 mmmm!
Soluciones del Capítulo 5 5.26 mmmmmm!

4.8 a 3.0 × 104 eV 5.27 c.


5.1 1.55 V
b 1.03 × 108 m/s 5.28 b.
5.2 25 nF
5.29 C e q = 4 µF; 24 µC en cada uno; 8
4.9 mmmm!
5.3 d. voltios en el de 3, 4 voltios en el de 6 y
4.10 2.88 × 104 V 12 voltios en el de 2 µF; 2.9 × 10−4 J
5.4 mmmm!
5.30 21.6 mC; 1.296 J
4.11 1.45 × 107 m/s
5.5 a E = −25 × 103 kb V/m; D = 5.31 a 1.575µ F; 1.42×10−5 C; 6.38×
4.12 mmmm! −332 kb nC/m2 −5
10 J
4.13 mmmm! b V = 25z b 9.40µ F; 8.46 × 10−5 C; 3.81 × 10−4 J

4.14 a. 5.6 d. 5.32 b.

4.15 e. 5.7 b. 5.33 mmmmmm!

5.34 mmmmmm!
4.16 e. 5.8 mmmm!
5.35 e.
4.17 a. 5.9 a 0.69 nC
5.36 e.
4.18 a. b 1.56
5.37 a.
4.19 b. 5.10 mmmmmm!
Nociones de Física Electricidad y Magnetismo, Omar Ortiz Diaz 193

Soluciones del Capítulo 6 Soluciones del Capítulo 7 Soluciones del Capítulo 9

6.1 mmmm!!
7.1 mmm!! 9.1 b.
6.2 mmmm!
7.2 a 716 espiras 9.2 b.
6.3 d.

6.4 c, b 63 metros 9.4 Hmmmm!!!

6.5 e. 9.5 a 34 V
7.3 3.2 × 104 A/m y 0.0402 T
6.6 a. b antihorario
7.4 mmm!!
6.7 c.
9.6 Hmmmmm!!!!
6.8 mmmm!! 7.5 mmm!!
µ0 i
6.9 mmmm!! 9.7 a B= 2πr , hacia la página
7.6 0.5 m2 .
µi
6.10 d. b dΦ = 2πr L dr
7.7 4.3 Wb
6.11 mmmm!! µ0 i L
c
2π ln(b/a)
6.12 0.25 mA 7.8 d. µ0 L
d
2π ln(b/a) dd it
6.13 mmmm!!
7.9 mmm!!
e
6.14 mmmm!!
7.10 mmm!!
6.15 pista: la potencia disipada a través 9.8 a 5.44 mV
de la resistencia de 3 Ω es 15.2 W
b antihorario
6.16 mmmm!!
Soluciones del Capítulo 8
9.9 Hmmmmm!!!!
6.17 mmmm!!

6.18 mmmm!! 8.1 104 m/sb


ı 9.10 Hmmmmm!!!!

6.19 pista: la potencia total suministra- 8.2 −5.25 × 10−3 (b )N


ı+b 9.11 10.4rad/s
da por la fuente es 1.26 W

6.20 e. 8.3 14.4 m/s 9.12 a 0.675 V

6.21 mmmm!! 8.4 17.7cm y 8.88 cm b V a < Vb

6.22 mmmm!! c 2.25 V/m de b a a


8.5 2.79 × 10−2 T
6.23 d.
d b
6.24 mmmm!! 8.6 e.
e a) 0
6.25 e. 8.7 mmm!!
b) 0
6.26 mmmm!!
8.8 mmm!! 9.13 Hmmmmm!!!!
6.27 a.

6.28 b. 8.9 mmm!! 9.14 Hmmmmm!!!!

6.29 por la resistencia de 8 kΩ, 1.22 mA; 8.10 mmm!! 9.15 Hmmmmm!!!!
por la resistencia de 3 kΩ, 0.403 mA; por
la resistencia de 6 kΩ, 0.821 mA 8.11 mmm!! 9.16 Hmmmmm!!!!
194 BIBLIOGRAFÍA

Soluciones del Capítulo 10 10.13 1.49 × 108 m/s 10.25 8000 m2

10.14 b. 10.26 b.
10.1 la primera es ondas largas; la últi-
ma rayos gamma 10.15 208 nm
10.27 8.5 × 1010 W

10.2 mmmm!!! 10.16 5.4 × 1010 m


10.28 37.6 W
10.3 a 2.99917253 t i mes108 m/s 10.17 Falsa
10.29 mmmmmmmmmm!!!!
b f = 4.74 × 1014 Hz; E = 1.96 eV 10.18 b.

10.19 1.9 × 10−5 N 10.30 mmmmmmmmmm!!!!


10.4 mmmmmmmmmm!!!!

10.5 UV, IR (THz),onda larga ,IR 10.20 mmmmmmmmmm!!!! 10.31 mmmmmmmmmm!!!!

10.6 v = 2.25 × 108 m/s, λ 0 = 412 nm, 10.21 mmmmmmmmmm!!!! 10.32 mmmmmmmmmm!!!!
f = 5.45 × 1014 Hz
10.22 3.94 × 1026 W
10.33 5.2 × 106 m/s
10.7 2.8 7 −8
10.23 a 9 × 10 Hz; 10 s; 6.7 ×
−12 10.34 mmmmmmmmmm!!!!
10.8 e. 10 T;

10.9 b. b E = 0.002 cos(1.88 x −5.65×108 t ); 10.35 10 W/m2


B = 6.7 × 10−12 cos(1.88 x − 5.65 ×
10.10 e. 108 t ) 10.36 b.
10.11 60 km c 5.3 × 10−9 W/m2
10.37 e.)
10.12 100 V/m, 3.14 × 10−9 m, 9.55 × 10.24 la fuerza sobre el espejo es 1.95 ×
1016 Hz 10−11 N 10.38 e.)
Índice alfabético

óptica, 164 coulomb, 5 fuerza de Lorentz, 113 ohmio, 72


índice de refracción, 171 cuantización de la carga, fuerza magnética onda electromagnética
gradiente de, 172 7 sobre carga pun- ecuación, 154
tual, 111 fase, 158
aislantes, 9 densidad de carga, 24 longitud de onda,
alternador, 139 densidad de corriente, gauss, 104 156
amperio, 65 70 generador DC, 138 período, 156
densidad de flujo mag- generadorDC, 140
campo eléctrico
nético, 103 período, 156
de distribución
dipolo henryo, 103 permeabilidad magnéti-
continua de
eléctrico, 18 ca, 103
carga, 24 inducción
dipolos eléctricos, 10
uniforme, 35 polarización
dispersión, 172 electromagnética,
campo magnetizante, 95 de la materia, 10
distribución de cargas 128
campo no electrostático, potencia, 75
discreta, 15 inducción magnética,
143 presión de la radiación,
103
carga 169
ecuación de onda elec-
del electrón, 5 tromagnética, ley de Ampère, 104
carga eléctrica, 3 ley de Biot–Savart, 95 resistencia eléctrica, 74
154
carga por inducción, 11 efecto Joule, 75 ley de Coulomb, 13, 14 resistividad eléctrica, 72
conductividad eléctrica, electroimán, 102, 122 ley de Gauss
71 electrones libres, 9 de la magnetostáti- siemens, 72
conductor, 9 electroscopio, 5 ca, 103
conservación de la car- elemento de corriente, ley de inducción de Fa- Tesla, 112
ga, 6 95 raday, 127, 128 tesla, 103
principio de, 71 ley de Lenz, 133 torque
constante de Coulomb, f- e. m., 66 ley de Ohm, 71 sobre espira de co-
13 f.e.m., 127 longitud de onda, 156 rriente, 116
corriente Faraday transmitancia, 170
convencional, 66 ley de inducción, momento dipolar
directa, 67 127 magnético, 119 vector de Poynting, 167
corriente de desplaza- flujo magnético, 103 vientosolar, 170
miento, 146 frecuencia de ciclotrón, número de Abbe, 172
corriente eléctrica, 65 114 número de onda, 156 weber, 103