Está en la página 1de 9

Facultad de Lenguas

Asignatura: Lengua Castellana


Guía: Sustantivo, adjetivo y pronombres
Primer trimestre
Grado: 4°__
Docentes: Diana Navarrete C.

NOMBRE: _______________________________ FECHA: _______

META: El estudiante construye diversas clases de textos líricos en los que


expresa su sensibilidad, atendiendo a requerimientos formales y conceptuales,
así como de concordancia gramatical y ortográfica.

Exploro...
Rutina de pensamiento: “Veo, pienso y me
pregunto”
Observa a tu alrededor, y luego escribe en cada
columna según corresponda. ¿Qué tienen en
común los elementos en cada columna?

Cosas que veo Cómo son las cosas


Construyo mi saber…
¿Qué son los sustantivos?

Denominamos sustantivos a aquellas palabras que sirven para nombrar seres,


objetos, lugares y animales. En castellano, la mayoría de los sustantivos tienen
género: masculino, femenino. Se puede llamar sustantivo o nombre. En inglés, se les
denomina noun.

¿Qué es el número y el género de los sustantivos?

El sustantivo en español concuerda en género (masculino / femenino) y número


(singular y plural) con el artículo y el adjetivo que le acompaña. Está formado por un
lexema (o raíz) más un morfema de género y número.

En español no hay neutro como tal; el masculino es el género no marcado y sirve para
expresar cosas que tengan ambos géneros o ninguno (ejemplos: “los estudiantes de
4B” refiere tanto a niños y niñas). Existen sustantivos que, aunque acaban en –o
(como, por ejemplo: mano, foto, moto), son femeninos y hay sustantivos que acaban
en -a y son masculinos, por ejemplo: problema, día, mapa, clima.
Algunos sustantivos tienen la misma forma para el masculino y femenino, pero se
distinguen por el artículo: el/la testigo, el/la colega, el/la agente, el/la criminal, el/la
cantante, el/la estudiante, el/la presidente

¿Qué clases de sustantivos?

 Nombre propio: designan a individuos y cumplen una


función identificadora, es decir, señalan a un ser
determinado entre los demás de su clase. Estas palabras
individualizan, pero no clasifican. Por ejemplo, los
nombres de personas (Juan, Pedro, María, etc.), lugares
(Bogotá, Barcelona, El prado, Pekín, etc.) se escriben
siempre en mayúscula. Básicamente, cualquier nombre
para una cosa cumple esta función, como los nombres de
las materias (Química, Español, Inglés, etc.) y los equipos
de fútbol (el Barça, el Real, el Liverpool, etc.).

 Nombre común: denotan las características de un conjunto o clase de


individuos, es decir, no identifican a un ser concreto: amor, casa, león, pez,
hombre, río.

 Nombre abstracto: son aquellos nombres que no designan objetos físicos o


seres materiales, es decir, se refieren a ideas o conceptos: humor, paciencia,
alegría, problema, entusiasmo, razón, manía, sabiduría, inteligencia, opinión,
virtud, belleza, yin y yang.

 Nombre Concreto: se refieren a entidades que pueden ser captadas por los
cinco sentidos y denotan una parte o porción de materia: papel, cristal, mesa,
marcador, agua.

 Nombre individual: se refiere a un sólo ser. Por ejemplo, lobo, casa, niño.

 Nombre colectivo: son aquellos nombres que hacen referencia


a un conjunto: alameda, alumnado, pinar, humanidad,
urbanización, ejército, colmena, piara, rebaño.
 Nombre contable o discontinuo: se refieren a aquellas realidades que
pueden ser cuantificadas: una mesa, un árbol, tres pájaros.

 Nombre incontable o continuo/materia: se refieren a aquellas realidades


que no se pueden contar: agua, café, leche, arena, sal, azúcar.

¿Qué es un adjetivo?

Los adjetivos son palabras que nos ayudan a decir las


cualidades de las cosas, de los sustantivos. Todas las palabras
que sirven para describir algo son adjetivos. Los adjetivos se
dividen en dos grupos:

 El adjetivo calificativo, el que indica alguna cualidad del


nombre. Ejemplos: gato negro; longaniza roja.
 El adjetivo determinativo, el que limita su significado.
Ejemplos: este gato, esa señora, aquellos gatos. Son
los que precisan y concretan el significado del nombre
o sustantivo que acompañan.

¿Cuáles son los grados de un adjetivo?

Además, los adjetivos tienen grados, es decir, formas en los que un adjetivo
calificativo puede ser usado, en relación con el sustantivo, o sustantivos, al que
describe. El siguiente cuadro explica los tres niveles de grados de adjetivos:

Grados del adjetivo

Positivo Comparativo Superlativo

Tal cual Inferioridad Igualdad Superiodidad Relativo


Ej.: …tan
Ej.: Ej.: … menos Ej.: …más Ej.: El más
grande
grande. grande que… grande que… grande de…
como…
He aquí algunos ejemplos de los grados de adjetivos:

 Pequeño:
Positivo Mi osito de peluche es un juguete pequeño.
Comparativo Mi osito de peluche es menos pequeño que una canica.
Mi osito de peluche es tan pequeño como un.
Mi osito de peluche es más pequeño que mi libro de cuentos.
Superlativo Mi osito de peluche es el más pequeño de todos mis juguetes.

 Fácil:
Positivo Alistar mi cuaderno y carpeta es fácil.
Comparativo Alistar mi cuaderno y carpeta es menos fácil que estudiar para
un quiz.
Alistar mi cuaderno y carpeta es tan fácil como ponerme el
uniforme.
Alistar mi cuaderno y carpeta es más fácil que mi libro de
cuentos.
Superlativo Alistar mi cuaderno y carpeta es el más fácil de todos mis debres.

¿Qué es un pronombre?

Las palabras que nos ayudan a mencionar al sujeto de


una oración (persona, animal, o algo que actúe) son
pronombres. En otras palabras, los pronombres
personales son las palabras que nombran a quien
habla, o a quien se habla, sin decir su nombre. Estos
son los pronombres personales.

Singular Plural

1ª tónicos yo, mí, conmigo nosotros, nosotras


Persona
átonos me nos

tú, ti, contigo, usted, vosotros, vosotras,


2ª tónicos
vos ustedes
Persona
átonos te os
él, ella, ello, sí,
3ª tónicos ellos, ellas, sí, consigo
consigo
Persona
átonos se, lo, la, le se, los, las, les

OJO: En castellano es común omitir el pronombre personal de sujeto (yo, tú, vos,
usted, él, ella, nosotros, vosotros, ellos y ellas) en algunas oraciones. Esto se debe a
que el verbo, la acción que realiza el sujeto, está conjugado de acuerdo con este
pronombre. En otras palabras, en el pronombre está dentro del verbo; es tácito.

He aquí algunos ejemplos de los diferentes usos de los pronombres:

 Tú eres un gran amigo, José.


 Nosotros somos el mejor grupo del colegio Nuevo Cambridge.
 Abran sus cuadernos y tomen apuntes. (Tácito: ustedes)
 En fútbol, siempre me eligen a mí.
 Él sabe que debe dedicarle una hora al día a la lectura.
 Soy el mejor estudiante del colegio. (Tácito: yo)
 Este compromiso es conmigo mismo.
 ¿Conocéis la historia del rey Artuto? (Tácito: vosotros)
Desarrollo mis competencias…
Responde las preguntas 1 a 12
teniendo en cuenta el siguiente texto
que ya conoces:

Momotaro, el niño melocotón

Hace muchos años vivía en el lejano Japón una pareja de ancianos que no había tenido
hijos. El hombre era leñador y su esposa le ayudaba en la tarea diaria recogiendo
troncos y maderas.

Un día salieron los dos al campo y mientras el hombre trabajaba, ella se acercó al río
a lavar la ropa ¡Menuda sorpresa se llevó la buena mujer! Flotando sobre las aguas
vio un enorme melocotón. Llamó a su marido y entre los dos, consiguieron llevarlo
hasta la orilla. Si encontrar un melocotón gigante fue algo muy extraño, más raro fue
lo que vieron dentro… Al abrirlo, de su interior salió un pequeño niño de tez blanca
que sonriente les miraba con sus grandes ojos negros como el azabache. Los ancianos
se pusieron muy contentos y se lo llevaron a casa. Le llamaron Momotaro, pues, en
japonés, “Momo” significa melocotón.

Momotaro creció muy sano y fuerte, más que el resto de los niños del pueblo. Con el
tiempo se convirtió en un joven bondadoso al que todo el mundo quería y respetaba.
Por aquellos años con frecuencia asaltaban la aldea unos demonios que ponían todo
patas para arriba, robando todo lo que podían y atemorizando a sus habitantes. La
tarde en que Momotaro alcanzó la mayoría de edad, todos propusieron que fuera él
quien salvara al pueblo de los molestos demonios.

–¡Es un honor para mí! Iré a Onigashima, la Isla de los Demonios y les daré un buen
escarmiento para que no vuelvan por aquí–, dijo el joven mientras le ponían una
armadura y le daban provisiones para unos días.

Dispuesto a cumplir su misión cuanto antes salió del pueblo y tras varias horas
caminando, el valiente Momotaro se encontró con un perro.

–Hola Momotaro… ¿A dónde vas? – le dijo el animal.


–Voy a la isla de Onigashima a derrotar a los demonios.
–¿Me das algo de comer que tengo mucha hambre? – preguntó el can.
–Claro que sí. Llevo bolitas de maíz… ¿Te vienes conmigo a la isla y me ayudas?
–Sí… ¡iré contigo! – le respondió el perro agradecido.

Al ratito, Momotaro y el perro se cruzaron con un mono.


–Hola… ¿A dónde van tan rápido?
–Vamos a Onigashima a vencer a los demonios de la isla ¿Quieres venir con nosotros?
Llevo ricas bolitas de maíz para todos.

El mono aceptó y se unió al grupo a cambio de un poco de alimento. Poco después se


les acercó un ave hermosa: un faisán.
–¿A dónde se dirigen, amigos?
–A Onigashima, a ver si podemos deshacernos de los demonios-, afirmó Momotaro.
–Perfecto, me apunto a ayudarles–, dijo el faisán con voz algo chillona. A cambio,
Momotaro compartió también con él su comida.
Llegaron a la costa y el
extraño cuarteto embarcó
en un velero que les llevó
hasta la isla. Cuando
avistaron tierra, el faisán
voló sobre ella para echar
un vistazo y regresó a
donde estaba el barco.
–¡Están todos dormidos!
¡Vamos, entremos! –, gritó
desde el aire a sus compañeros.
Desembarcaron y se acercaron a la gran muralla tras la cual se refugiaban los
demonios. El mono entró en acción y trepando por el alto muro de piedra, saltó hacia
el otro lado y abrió la enorme puerta desde dentro. Bajo las órdenes de Momotaro,
todos irrumpieron gritando.
–¡Eh, demonios, salgan de su escondite! ¡Den la cara, no sean cobardes!

Los demonios, recién levantados de su larga siesta, se sorprendieron al ver al chico


con los tres animales. Antes de que pudieran reaccionar, el perro empezó a morderles,
el faisán a picotear sus cabezas y el mono a arañarles con sus fuertes uñas. Por mucho
que los demonios quisieron defenderse, no tuvieron nada que hacer ante un equipo
tan valiente y bien organizado.

– ¡Ay, ay! ¡Nos rendimos! ¡Déjennos en paz, por favor! – suplicaban desesperados.
– ¡Solo si prometen dejar tranquila a la gente de mi aldea! – les gritó Momotaro – ¡No
quiero que se acerquen a ella nunca más!
– Sí, sí… ¡Haremos lo que tú digas! – bramaron los demonios sin fuerzas ya para
defenderse.
– Está bien… ¡Pues ahora devuélvannos todo lo que le han robado durante años a mi
gente!

Así lo hicieron. Momotaro y sus pintorescos amigos cargaron una carretilla con cientos
de monedas y joyas que los demonios habían quitado a los habitantes de la aldea y
se despidieron de la isla para siempre.
Al llegar al pueblo, fue recibido como un héroe y compartió el éxito con sus nuevos y
fieles amigos.

Adaptado de: https://www.mundoprimaria.com/mitos-y-leyendas-para-


ninos/momotaro-el-nino-melocoton/

1. En el inicio del anterior texto,

A. se sitúa la historia en Japón, en un tiempo lejano.


B. se habla del niño melocotón y sus amigos.
C. se cuenta cómo Momotaro venció
D. se relata cómo son los abuelitos en Japón.

2. Los personajes que actúan en la anterior narración son

A. Momotaro y sus amigos.


B. Momotaro, el perro, el mono y el faisán.
C. Momotaro y la gente de su pueblo.
D. Momotaro, sus padres, el perro, el mono y el faisán.
3. En el fragmento “El hombre era leñador y su esposa le ayudaba en la tarea
diaria recogiendo troncos y maderas”, las palabras subrayadas son

A. adjetivos
B. sustantivos
C. verbos
D. adjetivos comparativos

4. En el fragmento “Momotaro creció muy sano y fuerte, más que el resto


de los niños del pueblo”, las palabras subrayadas son

A. adjetivos
B. sustantivos
C. verbos
D. adjetivos superlativos

5. El objetivo de la anterior historia es

A. contar cómo Momotaro liberó a su pueblo de los demonios, con la ayuda de


sus amigos animales.
B. narrar cómo Momotaro salió del melocotón y fue encontrado por dos ancianos.
C. informar cómo en Japón los niños nacen de los melocotones.
D. relatar por qué el melocotón es sagrado en Japón.

6. Según el objetivo o intención del texto y la teoría vista en clase, la


anterior narración se puede clasificar como

A. leyenda.
B. mito.
C. cuento infantil.
D. historia real.

7. El anterior texto es una leyenda porque

A. cuenta la historia de un ser imaginario que creó el universo.


B. narra cómo se creó todo a partir del niño melocotón.
C. muestra cómo se hacen pociones mágicas
D. cuenta la historia de un ser que parece real, es ayudado por animales, y
muestra valores de una comunidad como la valentía.

8. En el fragmento “–Claro que sí. Llevo bolitas de maíz… ¿Te vienes conmigo
a la isla y me ayudas? –Sí… ¡iré contigo!”, las palabras subrayadas son

A. adjetivos superlativos
B. sustantivos abstractos
C. pronombres
D. tácito

9. En el fragmento “¡Ay, ay! ¡Nos rendimos!”, se puede afirmar que el


pronombre es

A. Ay
B. tácito: yo
C. rendimos
D. Nos

10. En la oración “Llevo bolitas de maíz…”, el pronombre es


A. nosotros
B. tú
C. él
D. tácito

11. En la frase “Momotaro era el niño más sano y fuerte de su pueblo”, los
adjetivos están en grado

A. positivo
B. comparativo de inferioridad
C. comparativo de igualdad
D. superlativo

12. En la frase “Momotaro y sus amigos eran más valientes y organizados


que los demonios”, los adjetivos están en grado

A. positivo
B. comparativo de inferioridad
C. comparativo de superioridad
D. superlativo

13. Del anterior texto, extrae una lista de 10 adjetivos (calificativos).


Escríbelos sobre las líneas.
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________

14. Escoge tres adjetivos del punto anterior y llena el siguiente cuadro, creando
oraciones con los diferentes grados de cada adjetivo.

Positivo
Comparativo

Superlativo

Positivo
Comparativo

Superlativo

Positivo
Comparativo

Superlativo
15. Del anterior texto extrae una lista de 10 sustantivos. Escríbelos sobre
las líneas.
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________
____________________ ________________________

16. En la primera columna de la siguiente tabla escribe 8 de los sustantivos


de la lista anterior y clasifícalos marcando con una X según corresponda.

Sustantivo Propio Común Concreto Abstracto Individual Colectivo

Evalúo mi aprendizaje…
La evaluación de esta unidad será un Cuestionario virtual, en Canvas, sobre las
categorías gramaticales aquí analizadas.