Está en la página 1de 3

1.4.1.

1 Kinésica
La kinésica es el movimiento corporal que se utiliza para comunicarse, en nuestro
proyecto vamos a utilizar la kinésica ya que es necesario saber también cuáles son los gestos
corporales que pueden llegar a afectar a partir de una influencia inadecuada para un niño de
tan temprana edad quien puede ser influenciado fácilmente, lo que haremos con esta
habilidad será averiguar y mirar todos los gestos que pueden llegar a convertirse en un
problema mayor cuando el niño se valla a comunicar con sus familiares o demás personas de
su entorno.
al copiar ciertos gestos que el niño aprendió por you tuve puede llegar a ser rechazado
por sus compañeros y no sabrá porque, ya que el está imitando una acción la cual cree que es
correcta, Ochoa (2017) dice:
la kinesia es una disciplina que analiza las posturas, tanto de los gestos y expresiones
faciales como corporales, que son de suma relevancia para comprender la
comunicación no verbal.
Fernando Poyatos, experto en comunicación no verbal, define la kinesia como “los
movimientos corporales y posiciones resultantes o alternantes de base psicomuscular
conscientes o inconscientes, somato génicos o aprendidos, de percepción visual,
auditiva, táctil o cinestésica (individual o conjuntamente), que, aislados o combinados
con las estructuras verbales y paralingüísticas, con los demás sistemas somáticos,
poseen un valor comunicativo no intencionado.” Es decir, los movimientos realizados
principalmente con el cuerpo y sobre todo la expresión facial, nos proporcionan un
significado del comportamiento de una persona.

Ósea que a partir de esto podríamos inferir que el movimiento corporal es uno delos
que más influye en el ámbito social ya que aunque no se expresa con ninguna palabra puede
dar un estímulo con un receptor que en este caso seria los estudiantes de grado séptimo los
cuales acogerían estas acciones que podrían llevar a una mala interpretación hacia su receptor
como sus amigos los cuales lo podrían rechazar o también acogerían este gesto en su vida
cotidiana llevándolo a mas personas hasta terminar afectando a todos los de su circulo social
Anónimo (2019) dice:
La mejor forma de evitar realizar estos delatadores gestos pasa en primer lugar por
conocerse a uno mismo y entender nuestra reacción emocional ante las circunstancias
o las personas, y buscar una alternativa o solución a lo que nos genera la necesidad
de realizarla. Por hoy es suficiente, pero próximamente intentaremos seguir
abordando el amplísimo tema del lenguaje extraverbal para saber utilizarlo en nuestro
beneficio. Recuerda que, con solo levantar una sola ceja sin pronunciar palabra alguna
ya estamos enviando el mensaje de que recibimos con escepticismo lo que nos está
diciendo nuestro interlocutor, que es percibido también por todas las personas
presentes en la conversación. Si en un momento determinado te conviene, pues
adelante. Pero si no te conviene, evítalo.
En este fragmento se puede evidenciar que nos indican que es lo que debemos hacer
para no caer en la influencia kinésica y la idea es compartir esto con los de grado séptimo y
con sus padres para que no caigan en esta influencia
1.4.1.7. Cronetica
Anónimo (2012) dice:

entendida como el manejo de la comunicación en el tiempo, la producción de


significados con y desde la coordenada tiempo ¿Cuánto nos demoramos en
responder, o cuánto tiempo esperamos para decir algo? Los abuelos nos hablaban del
don de la oportunidad. En muchas ocasiones generamos problemas, no tanto por lo
que decimos, sino por el momento en que lo decimos. Tan importante es lo uno como
lo otro. La cronética también se las ve con reconocer la temporalidad propia de cada
suceso. La pregunta de la cronética es ¿cuándo es el momento más apropiado para
decir algo? Los griegos distinguían dos acepciones del tiempo con dos palabras
distintas: cronos y kairós. El primero lo podríamos representar hoy con el reloj. Es el
tiempo, digamos, objetivo. ¿Cuántos minutos componen una hora? Sesenta, se
responderá con precisión. Pero… no es lo mismo una hora en una clase aburridora,
que esos "mismos" sesenta minutos en compañía de la persona amada. No es lo
mismo. El ejemplo nos muestra el kairós de los griegos, referido no tanto al tiempo,
sino la temporalidad de cada cosa.
Con este contexto lo que vamos a hacer es aconsejarles a los padres por medio del
diccionario a cuantas horas son recomendables para que los niños le dediquen tiempo a you
tube e intentar prevenir que los niños puedan ser fácilmente influenciados ya que puede que
este medio visual genere una demora en el dialecto en el momento de hablar en sociedad, en
este medio visual es importante saber manejar el tiempo de los niños para que no estén tan
vulnerables y que por lo menos halla menos posibilidad de que los influencien en una forma
negativa ya que cuando este medio comunicación genera respuestas las cuales se demoren o
al preguntar la duda no fue dada en el momento oportuno que puede acabar en una discusión
o una pelea, tejedor (2017) dice:
No estar cómodo y no dar tu opinión en grupos grandes. Las habilidades sociales
están estrechamente relacionadas con la confianza en mí mismo. Si no me siento
seguro de mí mismo voy a sufrir al sentirme observado. Voy a intentar exponerme lo
menos posible. Y eso puede convertirse en ansiedad cuando tengo que hablar delante
de un grupo grande, en inseguridad a la hora de dar mi opinión por miedo a que los
demás piensen que es una tontería e incluso que no me atreva a hablar cuando los
temas que se hablan no son los que domino. Para desarrollar mis habilidades sociales
tengo que empezar por trabajar mi autoestima y mi autoeficacia. Es decir, que tengo
que sentirme cómodo conmigo mismo cómo persona para sentirme cómodo como
comunicador.
Este contexto está completamente anclado con la dificultad de los niños ante la
influencia del medio visual como lo es you tuve, en el texto se puede inferir el mismo
resultado con lo que los niños experimentan por la influencia de you tube al tener miedo de
hablar o no responder preguntas a tiempo por el simple hecho de pensar que lo que van a
decir está mal o no tiene coherencia con la conversación.