Está en la página 1de 3

8 labores de mantenimiento para huertos

urbanos en macetas

Huerto urbano, huerto en casa, huerto en macetas, huerto en terraza… si en su


momento te animaste a cultivar hortalizas y/o plantas aromáticas en macetas debes
saber que los huertos en macetas necesitan unas labores de mantenimiento para
desarrollarse correctamente y darte buenas cosechas.
Vamos a conocer las labores más importantes que debes llevar a cabo para mantener
tu huerto urbano ecológico año tras año en las mejores condiciones.

.
8 labores de mantenimiento para el huerto en macetas
Cambio de tierra. Cuando retiramos las plantas anuales es importante vaciar las
macetas o containers, verificar que no hay plagas en caso de que hayamos sufrido
alguna y desechar la tierra que nos resulte sospechosa. Mezcla la tierra “vieja” con
compost o humus de lombriz y con tierra orgánica para mejorar la fertilidad. Después
rellena de nuevo las macetas.
.
Fertilización y abono de las plantas. Hay cultivos más exigentes que otros en
cuanto a los requerimientos de nutrientes, pero en general, deberemos aportar
materia orgánica dos veces al año: preferentemente a finales del invierno o comienzos
de la primavera y de nuevo en el otoño. Para huertos en macetas se utilizan
principalmente humus de lombriz y compost pero también podemos añadir fertilización
extra con el agua de riego con preparados caseros que son muy eficaces y fáciles de
elaborar. Lee más aquí.
.
Poner o renovar el acolchado. El mulcho acolchado nos ayuda a mantener la tierra
de los tiestos o mesas de cultivo con un grado óptimo de humedad y favorece la
proliferación de microorganismos beneficiosos en la tierra. No cuesta nada ponerlo en
los huertos urbanos y tiene beneficios importantes. Lee más sobre el acolchado.
.
Controlar las plantas espontáneas. Es perfectamente posible que aparezcan
plantas no cultivadas, también llamadas adventicias. Estas plantas no tienen por qué
ser negativas o ser alguna amenaza para nuestro huerto en macetas, pero es
necesario que estemos atent@s a la aparición espontánea de este tipo de plantas
porque algunas pueden servir de refugio a insectos plaga. En cualquier caso, las
podemos retirar con cuidado y desde la raíz.
.
.

Sigue la rotación de cultivos. La rotación de cultivos es muy importante para evitar


en gran medida la proliferación de plagas y el agotamiento de la tierra. ¿En qué
consiste la rotación de cultivos? Cada temporada vamos a plantar o sembrar una
planta diferente (de tubérculo y raíz, de hoja, de fruto y leguminosa) justo en la misma
maceta o container. Por ejemplo:
 El primer año cultivas tomates (u otra planta de fruto), cuando se termina la
temporada y retiras las plantas de tomates, añade compost, humus de lombriz,
etc.
 El segundo año cultivas zanahorias o cebollas ( u otras plantas de raíz o de bulbo).
 El tercer año siembras lechugas o acelgas (u otras verduras de hoja verde).
 El cuarto año cultiva leguminosas (guisantes, judías, habas, etc.)
.
Mantén recipientes y utensilios en buen estado. En los huertos urbanos en
macetas es sencillo mantener en buenas condiciones las herramientas que usamos
porque son poquitas y de pequeño tamaño. A través de tijeras de poda, palas,
rastrillos, etc. es fácil que podamos contagiar plagas y enfermedades de unas plantas
a otras. Después de cada uso, límpialas con alcohol de 70º ó de 96º. Es barato y fácil
de conseguir. Con respecto a los maceteros igual: procura limpiarlos con alcohol
cuando los vacías para renovar la tierra, especialmente si has tenido alguna plaga o
enfermedad en tu huerto en casa.
.
Poda o pinzado de las plantas. Podemos llevar a cabo pequeñas podas o pinzados
en las plantas para favorecer el desarrollo de los frutos. Dejando el tallo principal y
varias ramas de manera que quede una planta simétrica y bien proporcionada. Por
ejemplo, en el caso de las tomateras es interesante retirar los llamados “chupones”
que son pequeñas ramitas que suelen aparecer debajo de las ramas secundarias y
que están consumiendo recursos de la planta que se podrían destinar al desarrollo de
los tomates. Aquí lo puedes ver más claro.
.
Tutorado de las plantas. En algunas plantas hortícolas es muy importante guiar su
crecimiento a través de tutores que no son más que estructuras que dan soporte a las
plantas para que crezcan rectas y no se deformen, especialmente cuando empiezan a
desarrollarse los frutos y éstos son pesados. Simplemente necesitamos cañas, palos,
etc. sencillos que colocamos alrededor de la planta, o también podemos hacer
espalderas o tutores más complejos si lo deseamos. Lee más sobre tutorado.
.

FUENTE: Publicado en Agricultura Ecológica, Blog/ Consulta 25/05/2017.-