Está en la página 1de 21

Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac.

Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008


ISSN 0325-9587

CIENCIAS NATURALES: ECOLOGIA

ÍNDICES PARA EVALUAR LA CALIDAD AMBIENTAL EN RÍOS


SERRANOS URBANOS MEDIANTE INDICADORES

María del Carmen Corigliano

RESUMEN. Se desarrollan protocolos que permiten evaluar la calidad ambiental de ríos serranos
en los tramos urbanos, combinando la calidad del espacio de ribera y las características físicas
y químicas del agua. El índice de calidad ambiental está compuesto por subíndices basados en
indicadores observables y mensurables. La calidad del bosque de ribera, indicadores de
biodiversidad, actividades y perturbaciones humanas diagnostican la calidad de dicho espacio. La
calidad del agua se mide mediante indicadores químicos y por medio de un índice desarrollado
a partir de las familias de invertebrados bentónicos. Se presentan las planillas de campo y la
metodología de trabajo para la obtención de los datos. Los índices son calculados a partir de los
puntajes asignados a los rangos de las variables y luego se emite un juicio de calidad.

Palabras clave: calidad del agua, bosque de ribera, biodiversidad, perturbaciones

INDEXES TO ASSESS ENVIRONMENTAL QUALITY IN URBAN RIVERS


THROUGH INDICATORS

SUMMARY. Protocols to assess the environmental quality of urban river reaches were developed by
combining riverbank and water quality analysis. The environmental quality index was composed of
subindexes based on observable and measurable indicators. Riverbank forest quality, biodiversity
surrogates and man activities and disturbances were indicators of riverbank quality. Water quality
was measured by chemical indicators and by an index based on benthic macroinvertebrates
composition at family level. Adapted field spreadsheets and methodology for obtaining data are
shown in the study. Indexes were calculated from scores assigned to variable ranges; then a quality
judgment was produced.

Key words: water quality, riparian woods, biodiversity, disturbance.

Dpto. de Ciencias Naturales, Facultad de Ciencias Exactas, F-Q y Naturales, U N de Río Cuarto. Ruta Nacional
36 km 601, Agencia Postal Nº 3, (X5804BYA) Río Cuarto, Córdoba, Argentina.
Subsidios: SECyT - UNRC. E-mail: mcorigliano@exa.unrc.edu.ar

33
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

INTRODUCCIÓN han sido objeto de mucha atención en los


ordenamientos urbanísticos lo que ha dado
Se han desarrollado diversos índices origen a serios problemas relacionados con la
para analizar la calidad del agua en los ecología urbana y la ecología fluvial. El
ambientes fluviales (Hellawell, 1978; abandono del río y sus riberas, por los procesos
Verneaux, 1981). Estos índices están basados de urbanización desorganizados, comienza a
en indicadores físicos, químicos y biológicos revertirse con la toma de conciencia de que el
y han sido protocolizados por diferentes paisaje fluvial es un valor que mejora la calidad
agencias ambientales. Son adecuados para de vida de los ciudadanos.
una evaluación rápida (Barbour et al., 1999)
y permiten informar a las autoridades de Los sistemas ribereños influyen sobre
aplicación y al público en general sobre el la calidad del agua, la conservación de la
estado ecológico de los ríos. Por su sencillez vida acuática y el funcionamiento de los
pueden ser usados por ciudadanos voluntarios ecosistemas fluviales (Sweeney et al., 2004).
y son una herramienta didáctica en educación Son excelentes indicadores de la gestión de
ambiental (USEPA, 2004). las cuencas ya que el uso sustentable de los
recursos conlleva la conservación de los
Se usan como indicadores variables ecosistemas ribereños. En los tramos urbanos
del hábitat fluvial y ribereño y comunidades y semiurbanos fluviales la construcción de
de algas, macroinvertebrados, peces e infraestructuras y las escorrentías desde
hidrófitas. No sustituyen, sino que suelos impermeables han producido el
complementan, el trabajo ecológico riguroso "síndrome del río urbano" (Walsh et al., 2005).
y de más lento desarrollo porque permiten Algunos trechos ribereños, reservados para
encarar problemas relevantes a resolver. la recreación y balnearios, están mejorados.
Todos tienen sus ventajas y desventajas Se mantiene en ellos el carácter de espacios
y pueden ser usados combinados o libres urbanos vinculados a la utilización
individualmente, según las disponibilidades por el público. Pero, por consecuencia de
de recursos humanos y operativos. La la pobreza, en muchas ciudades latino-
importancia del desarrollo de indicadores de americanas (García De Hernández, 2006) el
calidad radica en tres objetivos ambientales uso de los espacios de ribera ha sido objeto
fundamentales: a) proteger la salud humana y de asentamientos espontáneos y actividades
el bienestar general de la población; b) informales (recolección de cartones, vidrios,
garantizar el aprovechamiento sustentable de latas, arena, leña y cría de animales). Esta
los recursos naturales y, c) conservar la situación se puede revertir a partir de
integridad de los ecosistemas. planificaciones urbanas que incorporen al río
y sus márgenes, convirtiéndolos en lugares
más adecuados. Pero siguiendo una tendencia
Ríos Urbanos que se observa, los asentamientos informales
podrían desplazarse a otros sitios de ribera o
Donde los ríos y sus riberas son más ser sustituidos por otras ofertas inmobiliarias
vulnerables y presentan más alteraciones es y urbanísticas (Daniele et al., 2005), como
generalmente en los tramos urbanos (Paul y son las avenidas costaneras, centros de
Meyers, 2001). Los ríos en Latinoamérica no recreación y emprendimientos privados.

34
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Para evaluar los criterios de sustenta- intervenciones humanas observadas (Suren


bilidad que deben regir la conservación del et al., 1998; Arribas et al., 2002). Estos
espacio público, resulta de interés el control subíndices se combinan con subíndices
químicos (Mitchel y Rapp, 2000) y biológicos
de su calidad durante los procesos de cambio.
de calidad del agua (Hellawell, 1978;
Se consideran necesarias la valorización y Verneaux, 1981) y se desarrolla un Índice de
preservación de las riberas y la recuperación Calidad Ambiental (ICAmb) para ser aplicado
de los trechos degradados para construir una a los tramos fluviales en áreas urbanas y
mejor imagen para las ciudades, según los suburbanas (Figura 1).
objetivos de la Agenda 21 local (Naciones
Unidas, 1998). Área de estudio

La subcuenca Carcarañá, pertene-


En este trabajo se desarrollan
ciente a la Cuenca del Plata, comprende
protocolos que permiten evaluar la calidad del 48.150 km 2, entre los 31º 50’ S - 65º W y
agua y de los espacios ribereños en tramos 33º 50’ S - 60º 49’ W. De esta subcuenca,
urbanos y peri-urbanos de ríos y arroyos de en la Provincia de Córdoba se encuentran
la subcuenca Carcarañá en la provincia de los ríos Chocancharava y Ctalamochita y
Córdoba, aplicables a otras cuencas de la sus cuencas altas con cabeceras en las
misma ecoregión. Sierras de los Comechingones, entre los
1500 a 900 msnm. La manifestación mas
elevada es el cerro Champaquí de 2900 m.
El rio Carcarañá, que nace de la unión de
MATERIALES Y MÉTODOS estos ríos, es un interprovincial sucesivo:
nace en Córdoba y atraviesa Santa Fe. La
Se categorizan y ponderan variables subcuenca se encuentra emplazada en el
que indican el estado de la calidad ambiental. Dominio Chaqueño, Distrito Chaqueño
Indicadores de deterioro o de condiciones Serrano en la cuenca alta y Provincia del
saludables reciben diferentes ponderaciones Espinal y su transición hacia la Provincia
y puntajes; con ellos se construyen índices Pampeana en la cuenca media (Cabrera,
1976). Los bosques serrano y del espinal
adaptados para examinar el medio ambiente
originales han sido deforestados y el uso de
ribereño y fluvial. Se adecuan índices ya
la tierra, fuera de los radios urbanos, está
usados en otras regiones (Munne et al., 1998; dedicado a actividades agrícolas. El clima
Suren et al., 1998; Ladson y White, 1999; varía desde cálido y húmedo a templado y
Ladson et al., 1999; Prat et al., 2000; ISOLA, seco, con la mayor cantidad de lluvias en
2002; Arribas et al., 2002) a las condiciones verano. Las precipitaciones anuales varían
ecológicas de la región centro sur de Córdoba, entre 700 a 800 mm. La población del área de
según las líneas de base ya existentes. Se estudio se calcula en 754.069 habitantes con
desarrolla un Índice de Calidad Ambiental con significativas concentraciones urbanas como
Río Cuarto, Villa María, Bel Ville, Río Tercero
varios componentes combinados. La Calidad
y Marcos Juárez, consideradas las ciudades
del Espacio Ribereño (CER) se obtiene más importantes del interior de la provincia de
mediante indicadores de: la calidad del bosque Córdoba. Las actividades turísticas se
de ribera ( Ladson y White 1999; Ladson et desarrollan en la vera de los arroyos serranos
al., 1999; Prat et al., 2000), de sustitutos de y sus lagos de embalse: Santa Rosa de
biodiversidad (ISOLA, 2002) y mediante una Calamuchita, Embalse, La Cruz, Alpa Corral,
lista de cotejo de las perturbaciones e Río de los Sauces.

35
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

RESULTADOS Y DISCUSIÓN 2) Estructura de la cobertura. La puntuación


se realiza según el porcentaje de recubri-
Calidad del bosque de ribera (CBR) miento de árboles y, en ausencia de éstos,
arbustos, sobre la totalidad de la flora original
La calidad del bosque de ribera (CBR),
de la zona a estudiar. Los porcentajes y los
originalmente "QBR" (Munne et al., 1998), se
puntajes son 25 = 75% de árboles; 10 = 50 -75%;
adecua a las condiciones florísticas del espinal
original de la región sur y sureste de Córdoba. 5 = < 50% de árboles; 0 = sin árboles con
Se desarrolla una lista de los árboles de la < 10% de arbustos.
flora histórica (Cabrera, 1976; Kraus et al.,
1998; DeMaio et al., 2002; Vischi y Oggero, 3) Complejidad de la cobertura. Se basa
2002) y de los introducidos en los procesos en el número de especies de árboles
de reforestaciones y arbolados (Apéndice I). autóctonos y depende del tipo geomorfoló-
El protocolo resultante contempla condiciones gico de la ribera, orden del arroyo y de
locales a partir de formatos ya probados la fitogeografía original (Cabrera, 1976).
(Munné et al., 1998; Ladson y White, 1999;
Tipo 1. Riberas cerradas, normalmente de
White y Ladson, 1999).
cabecera, con baja potencialidad para
El CBR se basa en cuatro variables que poseer un bosque extenso. En la región
ha su vez presentan opciones principales corresponde a los Pastizales de altura y el
puntuando 0, 5, 10, 25. La puntuación final de Romerillar, arroyos de orden 1, 2 y 3
cada variable, tiene 25 como máximo y 0 (Strahler, 1957).
como mínimo y el resultado de la suma de los Tipo 2. Riberas con una potencialidad
cuatro componentes varía entre 0 y 100. Para intermedia para soportar una zona vegetada,
el CBR original (Munné et al., 1998) se deben tramos medios de ríos de orden 4, 5, 6,
considerar ambas riberas del río. En esta corresponde al piso del Bosque serrano.
adaptación las riberas se hacen por separado
Tipo 3. Riberas extensas, tramos bajos de
a los fines de exponer asimetrías en el uso de
ellas en los tramos urbanos. Se anota la los ríos, con elevada potencialidad para poseer
margen correspondiente indicándola como un bosque extenso (arroyos ≥ 7), corresponde
ribera derecha y ribera izquierda. Ellas se al Espinal. En este tipo de tramo es donde se
determinan colocándose de espaldas a la encuentran emplazadas las ciudades de
"naciente" del río. Si es necesario un mayor número de habitantes. El índice va de
tratamiento conjunto se promedian ambas 0 a 25 según el número de especies de
márgenes. El recorrido comprende la última referencia que pueda soportar cada tipo de
terraza y las orillas del río. Para el llenado de ribera y la relación entre árboles autóctonos y
la planilla se marca todo el tramo a estudiar
árboles introducidos. Puntajes: 0 = ningún
en cuadrículas de 100 m de lado y se las
árbol autóctono, 5 = especies autóctonas
numera a los fines de indicar por cada 100 m
el área recorrida. Las variables a considerar < 30 %; 10 = especies autóctonas < 50% ;
se presentan en la Tabla 1. 25 = especies autóctonas > 50 %.

1)Cobertura vegetal. Se pondera el 4)Naturalidad del cauce fluvial. La


porcentaje de cobertura del suelo de toda modificación de las terrazas adyacentes al
la vegetación, a excepción de las anuales. río supone la reducción del cauce, el
Puntajes: 25 = > 80 % de cobertura; 10 = aumento de la pendiente de las márgenes y
50-80%; 5 = 10-50 %; 0 = < 10 %. la pérdida de sinuosidad del río. Los campos

36
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

de cultivo cercanos al río y las actividades vegetal en el tramo analizado. Puntajes:


extractivas producen este efecto. Cuando 0 = ninguna vegetación, 5 < 30 %; 7 < 50%;
existen estructuras sólidas, como paredes, 12.5 = > 50 %.
muros, etc., los signos de alteración son
2. Relación plantas silvestres/agrícolas u
más evidentes y la puntuación baja. Puntaje: ornamentales: se cuenta la relación entre
25 = cauce no alterado; 10 = modificación plantas silvestres y agrícolas. Puntajes:
de las terrazas adyacentes al río; 5 = signos 0 = ninguna planta silvestre 5 < 30 %
de alteración y estructuras rígidas que plantas silvestres, 7< 50% plantas
modifican el cauce; 0 = río canalizado en la silvestres, 12.5 = > 50 % plantas silvestres.
totalidad del tramo.
3. Número de reclamos relacionados con
la presencia de fauna urbana: se refiere
INDICADORES DE BIODIVERSIDAD
a denuncias sobre ratas, perros o gatos
ferales e insectos antropófilos hematófagos.
Se confeccionan protocolos de Puntajes: 0 = 5 reclamos, 5 = 3-4 reclamos,
observación y medición de indicadores de 7 = 1- 2 reclamos, 12.5 = ningún reclamo.
biodiversidad del corredor marginal. Se
pretende buscar mediante el uso de 4.Relación aves de áreas silvestres/
indicadores subrogados (substitutos) un palomas urbanas: 0 = ningún ave silvestre
diagnóstico rápido de la diversidad en especies. 5 = < 30 % de aves silvestres; 7 < 50% de aves
Algunas categorías usadas como "reclamos silvestres; 12.5 = < 50 % de aves silvestres.
por la fauna urbana" y "palomas urbanas" se
5. Especies raras: 0 = ninguna; 12,5 ≥ 1
encuentran protocolizadas en sistemas de especies raras.
información ambiental para leer el medio
ambiente urbano (ISOLA, 2002). En otras se 6. Aves autóctonas: se realiza el índice en
sigue el criterio del uso de especies o taxones base a un valor de tolerancia asignado a
que dan información predictiva sobre la cada especie de ave, según sean más
biodiversidad total y se categoriza el número tolerantes a cambios ambientales o que
de especies de aves y de familias de solamente se encuentren en ambientes
cuasi prístinos (la lista de aves de la costa
mariposas como indicadoras de biodiversidad del río y su puntaje en Apéndice 2,
(Schulze et al., 2004) desarrollada a partir de Avalos y Brandolin,
2008).
Se seleccionan un total de 8 variables
(Tabla 2). Cada variable recibirá un puntaje 7. Artrópodos: se organiza el índice a partir
desde 0 hasta 12. Este valor es la más alta de la presencia de taxones indicadores de
biodiversidad manifestada por la variable y la biodiversidad. Las familias de mariposas
sumatoria de todos los valores es el valor del verdaderas han sido señaladas como uno
subíndice (máximo 100). de los taxones más adecuados. Las posibles
de observar en la región centro sur de
Córdoba son Papilionidae, Pieridae,
1. Relación agua/vegetación: se observa
Nymphalidae, Danaidae, Morphidae y
si por cada tramo la orilla del cauce se
encuentra rodeada de vegetación y en qué Lycaenidae. El puntaje asignado será 0 =
proporción. Su valor va de 0 = ninguna ningún lepidóptero papilionoideo (verdaderas
cobertura vegetal y se amplía proporcio- mariposa); 5 = 1 familia; 7 = 2-3 familias;
nalmente hasta 12,5 = 100 % cobertura 12,5 = 4-5 familias avistadas.

37
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Esta categoría puede ser enfocada desde el tramo estudiado. El cálculo del subíndice
dos metodologías de campo diferentes. se hace considerando 100 puntos la máxima
Una con trampas y capturas con redes calidad, equivalente a ninguna perturbación
entomológicas. La otra es la de la observación observada. Para el cálculo del puntaje:
visual en campo.Si se trata de observaciones
en campo se debe considerar hora y día del Subíndice de Perturbaciones = 100 100
PTP
PO ,
estudio para adecuarlo a la posibilidad de
observación de las especies de insectos. donde PTP: Total de perturbaciones probables
y PO: total de perturbaciones observadas.
8.Huellas, rastros y señales de mamíferos,
aves, reptiles y anfibios. 0 = ninguna
señal, 5 = 1-2 señales, 7 = 4-6 señales,
ÍNDICE DE CALIDAD DEL ESPACIO
12,5 = 6-10 señales. Las señales son 1)
RIBEREÑO (CER)
Huellas, rastros, senderos; 2) Excrementos;
3) Pelos/Plumas; 4) Marcas de mordidas;
Todos estos indicadores se integran
5) Túneles, agujeros, escondites de comida;
en un único índice de Calidad del Espacio
6) Excavaciones; 7) Marcas de alas o
Ribereño (CER). El máximo valor se calcula
restos de animales; 8) Casas, hoyos,
con la sumatoria de los máximos puntajes de
nidos; 9) Sonidos/olores; 10) Mudas.
los tres items interpretados como la condición
ideal de referencia. Las unidades paisajísticas
El protocolo de biodiversidad, categoría
del espacio ribereño se clasifican según las
de aves y artrópodos, está presentado para
asociaciones florísticas de la matriz vegetal
ser llenado por hora de trabajo calculando, por
dominante: bosque, sabana, pradera y, en
la experiencia de campo previa, cuál es el
caso de suelo denudado, desierto. Los
máximo número de especies posibles de
descriptores de los elementos del paisaje son
avistar en una caminata de 1 hora. También
los atributos predominantes en los índices
puede usarse el criterio de que las categorías
usados. Combinando los tres índices
aves y artrópodos se confeccionen a
anteriores se desarrolla el protocolo de calidad
diferentes escalas y en un número acumulado
ambiental del espacio ribereño (Tabla 4).
de fechas de observación para recuperar el
mosaico estacional y espacial de sustitución
de poblaciones.
CALIDAD DEL AGUA: INVERTEBRADOS
BENTÓNICOS
SUBÍNDICE DE IMPACTOS
Los índices basados en familias de
macroinvertebrados, si bien no llegan al
Se desarrolla una lista de la cantidad nivel de rigurosidad de los basados en
de intervenciones humanas o perturbaciones especies, permiten un análisis rápido in situ
directas e indirectas medidas como impactos orientativo de la calidad del agua, sin muchas
genéricos (FISRWG, 1998; Arribas et al., exigencias y esfuerzo taxonómico. En base
2002). Se presentan un total de 20 a las familias de invertebrados presentes en
perturbaciones indirectas (en el sistema los arroyos y ríos de la subcuenca Cacarañá
marginal) y 20 perturbaciones directas (en el se desarrolla el subíndice de calidad basado
cauce fluvial) (Tabla 3), pero dada la dinámica en el valor de tolerancia de las familias de
invertebrados El índice originalmente
del uso del suelo y el agua en el ambiente conocido como BMWP (Biological Monitoring
urbano la lista de cotejo puede ser ampliada Working Party, Armitage et al., 1983 ), ha
en el campo en cada salida. La ficha se sido usado en la Unión Europea y sufrido
confecciona cada 100 metros de recorrido en numerosas adaptaciones en otras regiones.

38
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

El índice se obtiene sumando la


puntuación correspondiente a cada familia, donde P: ponderación del peso
tantas veces como familias diferentes se relativo de cada variable. Esta ponderación se
encuentren en la muestra. A partir de esta realiza de acuerdo a su importancia para la
sumatoria se obtiene un puntaje que permite vida acuática. C: valores del índice de cada
emitir un juicio de calidad para las aguas de
variable normalizada del 0 a 100 (Mitchel y
los ríos de la provincia de Córdoba, ya que
el puntaje se le ha asignado a cada una de Rapp, 2000; Pesce y Wunderlin, 2000). El
las familias de invertebrados citadas para peso relativo de cada variable mantiene, luego
esta región (Corigliano et al., 2005; Boccolini de calculado el índice, los valores de 0 -100.
et al.,2005; Príncipe y Corigliano, 2006). ∑
Los métodos de toma de muestra para el En este caso (Tabla 6).
17
desarrollo del BMWP consisten en muestras
multihábitats recolectadas con redes de A partir de ambos índices de calidad
mano removiendo el sedimento. El esfuerzo del agua, el químico y el basado en
de toma de muestra es de 3 minutos macroinvertebrados, se desarrolla uno
(Barbour et al., 1999) pero para los ríos de combinado (Tabla 7).
llanura, que tienen menor densidad de
organismos, el tiempo necesario para
recorrer un área mínima debe ser de 10 ÍNDICE DE CALIDAD AMBIENTAL
minutos.
El índice de calidad ambiental es la
En los métodos de monitoreo y combinación entre los índices desarrollados
control, cuando ya se ha pasado la etapa de en la ribera (CER) y los índices de calidad del
estudios de línea de base, es posible realizar agua. Sus antecedentes son el índice
las observaciones en campo con una lupa ECOSTRIMEd (Prat et al., 2000) y el ISC,
de mano. Index of Stream Condition (Ladson et al.,
1999). Ha sido confirmado por datos
A igual calidad biológica, el BMWP empíricos, que los diferentes subíndices
de los arroyos serranos presentará siempre
pueden dar resultados contradictorios, ya
un valor más alto que los ríos de llanura
dado que el número de familias, en una que en riberas de excelente calidad se
comunidad instantánea de referencia, es puede encontrar muy baja calidad del agua
menor en los ríos de llanura (Gualdoni y y viceversa, dando los juicios promedios
Corigliano, 1991), pero el valor 100 o mayor resultados contradictorios y confusos. Para
de 100 es un valor cubriente para aguas evitar estos informes unificados (Tabla 8),
muy limpias en los dos tipos de ambientes que pueden ser confusos para los
(Tabla 5). operadores, el índice de calidad ambiental
se puede expresar con los valores de los
INDICADORES QUÍMICOS subíndices de calidad del agua y de ribera
por separado (Tabla 9).
El índice de calidad del agua con
indicadores químicos (ICA) ha sido COMUNICACIÓN DE LOS RESULTADOS
ampliamente usado y tiene una tradición más
larga que los índices biológicos ("WQI", Existen diferentes formas de comunicar
Mitchel y Rapp, 2000). Se seleccionan para los resultados para que estos sean
realizarlo las variables de mayor peso, posibles expresivos, entendibles y rápidos de leer.
de ser obtenidas in situ mediante medidores La representación gráfica ha demostrado
portátiles a excepción de la demanda química ser la más eficiente para el análisis de los
de oxígeno (DQO), medida en laboratorio. datos y su comunicación. Pictogramas,

39
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

mapas y otros recursos del diseño gráfico y REFERENCIAS


de la estadística son adecuados para su
representación. ARMITAGE, P.D., D. MOSS, J.F. WRIGHT and
M.T. FURSE 1983 The performance of a new
1.Cartografías de calidad ambiental: se biological water quality score system based
realizan mapas señalando en cada tramo, on macro-invertebrates over a wide range of
con los colores correspondientes, el juicio unpolluted running-water sites. Water Res.
de calidad del tramo estudiado, los valores 17: 333-347.
intermedios se representan con líneas de
puntos (Ghetti,1986) Se puede seguir el ARRIBAS, C., P. GUARNIZO, T. SALDAÑA y T.
trazado de colores sobre el curso fluvial FERNÁNDEZ-DELGADO 2002 Intervenciones
(Figura 2) o yuxtaponer en cada sitio humanas en el cauce principal del río
Guadiamar y estado de conservación de su
diagramas de barras o diagramas circulares
vegetación riparia. III Congreso Ibérico sobre
con la participación por separado de cada
gestión y planificación del agua. Sevilla,
subíndice (Figura 3).
España, 13 al 17 de noviembre.
2.Diagramas: a) diagramas radiales donde AVALOS M. y P. BRANDOLIN 2008 Las aves del
figure el valor de cada juicio en cada eje; Bosque Autóctono El Espinal: un área
b) diagramas circulares con el puntaje y/o protegida. UNRC- Río Cuarto-Córdoba (en
colores de cada juicio; c) diagrama de barras prensa).
en colores y d) diagrama de barras en colores
con el puntaje de cada juicio (Figura 3). BARBOUR, M.T., J. GERRITSEN, B. D. SNYDER
and J.B. STRIBLING 1999 Rapid Bioassessment
CONCLUSIONES Protocols for Use in Streams and Wadeable
Rivers: Periphyton, Benthic Macroinvertebrates
Los índices presentados, si bien and Fish, Second Edition. EPA 841-B-99-002. U.S.
Environmental Protection Agency; Office of
están desarrollados para su aplicación en
Water; Washington, D.C.
tramos urbanos, se adaptan a ser usados
en tramos rurales Dado que existen otros BOCCOLINI, M. F., A. M. OBERTO y M. del C.
Índices Bióticos basados en peces y algas, CORIGLIANO 2005 Calidad ambiental en un
podrán integrarse también con estos río urbano de llanura. Biología Acuática 22:
indicadores según las especialidades de 59-69.
los equipos que intervienen en el estudio. A CABRERA, A. L. 1976 Regiones fitogeográficas
mayor cantidad de subíndices el índice argentinas. en: Enciclopedia argentina de
global obtenido será más realista, pero agricultura y jardinería. Tomo II. Fascículo 1.
cada uno de ellos en forma individual es Acme, Buenos Aires, pp. 1-85.
orientativo y adecuado a los objetivos
CORIGLIANO, M. del C., GUALDONI, C. M., A. M.
planteados para calidad ambiental. OBERTO y G. B. RAFFAINI. 2005 Distribución
altitudinal de macroinvertebrados en paisajes
AGRADECIMIENTOS fluviales rurales y urbanos en subcuencas del
río Carcarañá, Pcia. de Córdoba. Rev. Univ.
Este trabajo ha sido realizado con Nac. Río Cuarto 25(2): 125-142.
subsidios de la Secretaria de Ciencia y DANIELE C., D. RÍOS, M. DE PAULA y A.
Técnica de la Universidad Nacional de Río FRASSETTO 2006 Impacto y riesgo de la
Cuarto. Agradezco a la Dra. Estela expansión urbana sobre los Valles de
Monteresino (Entomología, UNRC) su inundación en la región metropolitana de
orientación en la elaboración de la lista de Buenos Aires, pp: 457- 476. En Brown A.,U.
familias de Lepidoptera y a Miguel Avalos Martinez Ortiz, M. Acerbi, J. Corchera (Editores)
La situación ambiental argentina 2005.
su colaboración en la resolución de la lista Fundación Vida Silvestre, B. Aires, Argentina.
de aves y su valor indicativo.
40
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

MUNNÉ A., C. SOLÁ, N. PRAT 1998 QBR: Un DEMAIO, P., U. O. KARLIN y M. MEDINA 2002
índice rápido para la evaluación de la calidad Árboles: nativos del centro de Argentina.
de los ecosistemas de ribera. Tecnología del Colin Sharp, L.O.L.A., Buenos Aires.
Agua 175: 20-37.
FISRWG 1998 Stream Corridor restoration:
NACIONES UNIDAS 1998 Programa 21: Principles Processes and Practices. By the
Cumbre para la Tierra - Programa de Acción Federal Interagency Stream Restorarion
de las Naciones Unidas en Río. United Nations, Working Group (FISRWG) (15 Federal
New York. Agencies of the US Gov). En línea <http://
www.nrcs.usda. gov/technical/stream_restoration/
PAUL, M.J. and J.L. MEYER 2001 Streams in the
GARCÍA DE HERNÁNDEZ, N. 2006 La formación
urban landscape. Annu. Rev. Ecol. Syst. 32: de asentamientos informales: un proceso
333-365. gestado por diferentes actores sociales.
Revista electrónica de Geografía y Ciencias
PESCE, S.F. and D.A. WUNDERLIN 2000 Use of sociales <http://www.ub.es/geocrit/sn/sn-
water quality indices to verify the impact of 218-50.htm>
Córdoba City (Argentina) on Suquia River.
Water Res. 34: 2915-2926. GHETTI, P.F. 1986 I macroinvertebrati nell’
analisi di qualitá dei corsi d’aqua. Manuale
PRAT, N. MUNNÉ, A. RIERADEVALL, M. SOLÀ, y di applicazione. Prov. Aut. di Trento, Trento.
N. BONADA 2000 ECOSTRIMED. Protocol
per determinar l’estat ecològic dels rius GUALDONI, C.M. y M. del C. CORIGLIANO 1991
mediterranis. Estudis de la Qualitat Ecològica El ajuste de un índice biótico para uso regional.
dels Rius., Àrea de Medi Ambient de la Rev.Univ. Nac. Río Cuarto 11: 43-49.
Diputació de Barcelona.
HELLAWELL, J.M. 1978 Biological surveillance
PRINCIPE, R.E. and M.C. CORIGLIANO 2007 of rivers. Water Research Center. Stevenage.
Benthic, drifting and marginal macro-
invertebrate assemblages in a lowland river: ISOLA (Information System for the Orientation of
Local Actions) 2002 Indicators to read the
temporal and spatial variations and size
urban environment. En línea < http://
structure. Hidrobiologia 553:303–317. www.comune.modena.it/~isola/ inglese/
number5/indic_urbenvir.htm >.
SCHULZE C. H, M. WALTERT, P. J. A. KESSLER,
R. PITOPANG, HAHABUDDIN, D. VEDDELER, KRAUS T. A., C. BIANCO y C. NÚÑEZ 1998 Los
M. M. HLENBERG, S. R. GRADSTEIN, C. Ambientes Naturales del Sur de Córdoba.
LEUSCHNER, I. STEFFAN-DEWENTER and Editorial de la Fundación UNRC, Río Cuarto.
T. TSCHARNTKE 2004 Biodiversity indicator
groups of tropical land-use systems: Comparing LADSON, A. R. and L. J.WHITE 1999 An Index
plants, birds, and insects. Ecological of Stream Condition: Reference Manual
Applications 14(5): 1321–1333. (2 nd edition). Waterways Unit, Department
of Natural Resources and Environment,
SUREN, A., T. SNELDER and M SCARSBROOK Melbourne, Victoria.
1998 Urban Stream Habitat Assessment
method (USHA) Manual. NIWA Client LADSON, A. R.; L. J.WHITE, J. A. DOOLAN, B. L.
Report No: CHC98/60, National Institute of FINLAYSON, B. T. HART, P. S. LAKE and J. W.
Water and Atmospheric Research (NIWA), TILLEARD 1999 Development and testing of
Christchurch, New Zealand. an Index of Stream Condition for waterway
management in Australia. Freshwater Biol.
41(2):453-468.
SWEENEY B. W., T. L. BOTT, J. K. JACKSON, L.
A. KAPLAN, J. D. NEWBOLD, L. J. STANDLEY,
MITCHELL M. and W. STAPP 2000 Field
W. C. HESSION and R. J. HORWITZ 2004 Manual for Water Quality Monitoring-An
Riparian deforestation, stream narrowing, Environmental Education Program for
and loss of stream ecosystem services. Schools (12th edition), Kendal /Hunt Pub.
PNAS 101(39): 14132–14137. Co., Dubuque, Iowa.

41
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

USEPA 2004 Wadeable Stream Assessment:


Field Operations Manual. EPA841-B-04-004.
U.S. Environmental Protection Agency, Office
of Water and Office of Research and Development,
Washington, DC.

VERNEAUX, J. 1981 Determinación de la calidad


biológica de las aguas dulces, pp: 771-799.
En: Rodier, J. (ed.), Análisis de las aguas.
Omega, Barcelona.

VISCHI, N. y A. OGGERO 2002 Bosque autóctono


el Espinal. Universidad Nacional de Río
Cuarto.

WALSH, C. J., A. H. ROY, J. W. FEMINELLA, P.R


D. COTTINGHAM, P.R M. GROFFMAN and R.P
MORGAN 2005 The urban stream syndrome:
current knowledge and the search for a cure.
J. N. Am. Benthol. Soc. 24 (3): 706–723.

WHITE, L.J. and A.R. LADSON 1999 An index of


stream condition: User’s manual (second
edition), Department of Natural Resources
and Environment, Melbourne 19, Victoria.

42
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla1. Protocolo para el cálculo del índice de Calidad de Bosque de Ribera (CBR) (Adaptado
de Munné et al., 1998).

43
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 2. Protocolo de observación de indicadores de biodiversidad y cálculo del subíndice.

44
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 3.-Protocolo de observación de perturbaciones para el cálculo del índice de impactos.

Puntaje 100 – (100/PT)xPO donde PT Total de perturbaciones probables y PO total de perturbaciones


observadas.

45
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 4. Protocolo para el Juicio de Calidad Ambiental del Espacio Riparial CER.

Tabla 5. Cálculo del subíndice biológico de calidad del agua en base a los valores de tolerancia
de las familias de macroinvertebrados. Valores de 0 = muy tolerante hasta 10 = nada de
tolerancia.

46
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 5. Continuación

47
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 5. Continuación

1
Los índices creados a partir de Familias para ríos de la Región Holártica no son siempre aplicables,
en el caso de los Oligoquetos, debido a problemas biogeográficos. Por tal motivo debería llegarse
a nivel específico. Por ejemplo, si fuesen todos Limnodrilus hoffmeisteri o Branchiura sowerbyi,
efectivamente están indicando un exceso de materia orgánica y un déficit de O2;
2
Todos los géneros menos Maurina; 3 El género Maurina

Tabla 6. Indicadores químicos con su peso relativo y normalización para el cálculo del subíndice
de calidad del agua ICA.

48
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Tabla 7. Índice de Calidad del agua ICA + BMWP combinados


ICA
BMWP 5 4 3 2 1
Excelente Buena Moderada Mala Muy Mala
5 MBuena Buena Moderada Mala Pésima
4 Buena Buena Moderada Mala Pésima
3 Moderada Moderada Moderada Mala Pésima
2 Moderada Mala Mala Mala Pésima
1 Pésima Pésima Pésima Pésima Pésima

Tabla 8.Calidad ambiental combinado CER - ICA + BMWP, juicios de calidad.

CER
ICA-BMWP MB B M Malo Pésima
MB Muy Bueno Bueno Moderado Malo Pésimo
B Bueno Bueno Moderado Malo Pésimo
Moderado Moderado Moderado Moderado Malo Pésimo
Malo Malo Malo Malo Malo Pésimo
Pésima Pésimo Pésimo Pésimo Pésimo Pésimo

Tabla 9.Calidad ambiental expresada con los puntajes de CER - ICA + BMWP.

CER
ICA + BMWP MB B Mod Malo Pésima
Muy Buena 5 4-5 3-5 2-5 1-5
Buena 5-4 4-4 3-4 2-4 1-4
Moderada 5-3 4-3 3-3 2-3 1-3
Malo 5-2 4-2 3-2 2-2 1-2
Pésimo 5-1 4-1 3-1 2-1 1-1

49
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Figuras 1. Estructura del Índice de Calidad Ambiental.

50
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Figura 2. Ejemplo de cartografía de calidad ambiental en una cuenca hídrica con representación
de los juicios de calidad del espacio ribereño y la calidad del agua.

Figura 3. Ejemplos de diagramas usados para representar juicios de calidad.

51
M. del C. Corigliano Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

Apéndice I: Árboles autóctonos e introducidos en la cuenca del río Carcarañá en la provincia


de Córdoba.

* Introducidos desde otras ecoregiones argentinas, el resto exóticos.

52
Indices para evaluar la calidad ambiental en ríos... Rev. Univ. Nac. Río Cuarto 28(1-2):33-54, 2008

APENDICE II. Aves autóctonas y valores indicativos de especies observadas en las márgenes
de los ríos del Dominio Espinal.

53