Está en la página 1de 4

Estructura del comentario

Planteamiento del tema o introducción

Descomposición en subtemas
Juicio crítico sobre cada subtema
(razonamiento, hechos, juicios
lógicos)

Conclusión
Estructura del comentario
En el texto "Mi entierro. Discurso de un loco" de Leopoldo Alas,
firmado en Zaragoza en 1882 y publicado en La Ilustración Artística el
26 de marzo de 1893, se habla de un tema bastante controversial, la
muerte. Este tema es el centro de la historia que se gira entorno del
protagonista principal. Este relato genera varias incógnitas al
momento de leerlo, ya sea sobre el tema general o la misma lectura.

En relación a esto y la esencia del texto, Leopoldo Alas trata la


indiferencia del circulo social del protagonista con su muerte, la
inconclusión y la intriga de la realidad frente a esta y las
múltiples maneras de entenderla en el momento en que llega,
además, trata estos temas con una estructura y unas
características que lo vuelven enriquecedor. Por esto, el texto
"Mi entierro. Discurso de un loco,nos exponen la historia de
Ronzuelos, un amante del ajedrez y participante de un partido
político. Él relata como su círculo social actúa de forma
indiferente y desinteresada frente a su muerte. Tal como hizo
su esposa. Mientras ella "rezaba" en su honor, se deseaban junto
con su amante, Clemente Cerrojos, amigo político y privado de
su difunto esposo. O como hizo, Mateo Gómez, otro amigo, él se
encontraba más concentrado en el discurso que iba a dar en su
honor y en los comentarios de los demás, que el mismo dolor de
la perdida Ronzuelos, hasta tal punto de enternecerse frente a
la situación. Por otra parte, Leopoldo Alas desarrolla este escrito
en el siglo XIX y lo hace de una manera narrativa, en tercera
persona de manera omnisciente y en primera persona,
implementando un narrador que cuenta lo que pasa (es su
historia) y conoce perfectamente lo que piensan las demás
personas involucradas en ella. A esto lo acompañan los planos
literales e imaginativos que sobre salen en el texto, un ejemplo
de esto, es el momento en que Ronzuelos ve su propio cuerpo
sin vida o cuando aparece el "Señor V" y desaparece de nuevo
en la historia. Por último, el uso de la terminología es otro factor
que Leopoldo resalta en el texto, como se decía la inicio, se
habla del siglo XIX y un protagonista amante del ajedrez, por lo
tanto, se evidencias expresiones de jugadas o nombres de fichas
propios del ajedrez y elementos propios de la época.

La muerte es un tema bastante controversial debido a las


implicaciones, subtemas, incógnitas, incertidumbres, etc., que ella
trae. Leopoldo Alas, en "Mi entierro, discurso de un loco" se arriesgó
con este tema al tratarlo en el contexto en que él se encontraba, el
siglo XIX. Este autor al exponernos este escrito con la estructura que
implemento, con las múltiples posibilidades de interpretación y sin
tener la certeza ( que se percibe como lector) de saber si el
protagonista está muerto o vivo. Sí logró generar ese impacto que
quería en el lector. Generar ese estado de incertidumbre, intriga e
La muerte es un tema bastante controversial debido a las
implicaciones, subtemas, incógnitas, incertidumbres, etc., que ella
trae. Leopoldo Alas, en "Mi entierro, discurso de un loco" se arriesgó
con este tema al tratarlo en el contexto en que él se encontraba, el
siglo XIX. Este autor al exponernos este escrito con la estructura que
implemento, con las múltiples posibilidades de interpretación y sin
tener la certeza ( que se percibe como lector) de saber si el
protagonista está muerto o vivo. Sí logró generar ese impacto que
quería en el lector. Generar ese estado de incertidumbre, intriga e
inconclusión que se produce al finalizar el texto, puede traer diversas
teorías, debido a que el lector es imaginativo y puede entender desde
una reencarnación, hasta una muerte normal en el cual habla el alma,
e incluso se podrían unir estas dos en una y obtener una teoría con
una complejidad mayor, esto ya depende del lector y su
entendimiento a lo leído. Con respecto a esto, y partiendo de las
variadas formas de interpretación, se generan más preguntas frente al
tema general y el "que podría pasar si ya no estuviera" o "¿Que haría
mi círculo social frente a mi muerte?". Una de las críticas fuertes que
hace Leopoldo Alas en este texto y es verídica, es hacia la sociedad en
un momento como esos, se percibe lo absurdo y lo irónico que
podemos considerar como muerte y lo hipócritas y desinteresados
que se puede llegar a ser en algún punto de la vida. En este texto
narrativo se tiene como ventaja la contextualización de su inicio y el
símbolo que es notorio a lo largo de la historia y es meta del lector
poder captarlo para su entendimiento, a pesar del juego que tiene con
la terminología, sobre todo con expresiones y fichas propias de
ajedrez, generando la impresión de locura en el protagonista y un
problema para el lector si no es capaz de reconocer el contexto de la
historia.

Por ello, el texto "Mi entierro, discurso de un loco" de Leopoldo Alas


se demuestra y se adecua perfectamente a los temas de la historia.
Desde las miles maneras de interpretarlo, hasta las miles posibilidades
del actuar de las personas. Podemos tomar estos temas centrales para
la reflexión y la autoevaluación del ser de cada uno. Que tan
hipócritas somos con las personas que nos rodean y que tan
desinteresados podemos llegar a ser con el otro. Tomar este texto
como base para un cambio de la sociedad podría ser una buena
solución para esta época llena de mentiras y falsas sonrisas. Leopoldo
Alas expone un texto con un sentido diferente al que podríamos
tomar para esta época. Partiendo de una denuncia al desinterés a una
solución a la sociedad, en medio de la locura y la incertidumbre de la
historia y del personaje.