Está en la página 1de 5

JULISSA VELASQUEZ

INTERPRETACION EXTENSIVA DE LA LEY

Argumento interpretativo: Se aduce para sostener una elección interpretativa y se basa en


una presunción de perfecta correspondencia entre la intención del legislador y el texto
normativo.

La forma extensiva busca entender y utilizar en el sentido más amplio posible la


norma.

INTERPRETACIÓN EXTENSIVA

La Interpretación extensiva. Para Cabanellas, De la Garza, Del Busto Vargas, García


Vizcaíno, Pacci Cardenas y Vanoni y la obra “Apuntes de Derecho Tributario y
Legislación Fiscal” coinciden en que la interpretación extensiva (…) surge cuando el
intérprete considera que el contenido de la norma no es suficiente para expresar la idea
que contiene, razón por la cual se da un alcance más amplio a la norma del que resulta
del significado de las palabras empleadas en la fórmula (…). En relación a la
interpretación extensiva en materia tributaria, García Vizcaíno determina que “Si bien las
normas tributarias son normas comunes- no de excepción-, la búsqueda de una solución
“justa” no puede implicar que por vía interpretativa se extienda el alcance de los hechos
imponibles o de las exenciones, o de los elementos esenciales de la obligación tributaria,
o de los ilícitos, o de las penas con que éstos se hallan sancionado.”

- La Interpretación Extensiva.-

En esta clase de interpretación lo que hace el operador jurídico o intérprete es extender el


alcance de la norma a supuestos no comprendidos expresamente en ella, por considerar
que habría sido voluntad del legislador comprender en la norma a aplicar tales supuestos.

Sobre el particular, el tratadista Werner Goldschmidt dice:

“Si resulta que la norma en su sentido lingüístico usual se queda a la zaga de la


voluntad auténtica de su autor, hay que ensancharla para que llegue a alcanzar
aquél.”

La interpretación extensiva, explica el Profesor Mario Alzamora, se da cuando los


términos de la ley expresan menos de lo que el legislador quiso decir, y se trata de
averiguar cuáles son los verdaderos alcances de su pensamiento; continúa diciendo
que “más que extensiva es esta interpretación `integrativa' puesto que su objeto es
referir la norma no a casos nuevos sino a aquellos que contiene virtualmente,
porque si así no fuera no sería interpretación sino creación”.

Los procedimientos de interpretación extensiva son:

1. el argumento a pari, que consiste en referir al caso no previsto la misma


consecuencia que al previsto por identidad de razón entre ambas hipótesis;

2. el argumento a fortiori, se da cuando los hechos constitutivos de la hipótesis de


una norma son más claros y evidentes en situaciones no comprendidas
expresamente por aquella (si la ley permite lo más, permite lo menos; si prohíbe lo
más, prohíbe lo menos);

Se conoce como por ser un argumento formulador de nuevas normas que


interpretativo. En este argumento la misma consecuencia jurídica del supuesto de
hecho primario se aplica con mayor razón a supuestos de hechos diferentes.

El con mayor razón supone en este caso, que ha de poder mostrarse la razón de
porque el supuesto de hecho se conecta con la determinada consecuencia jurídica
y no otra.

3. el argumento a contrario, que consiste en reformular una norma a su sentido


contrario, para solucionar los casos contrarios imprevistos.

La interpretación extensiva es el primer tipo de Interpretación correctora, denominando


así a la interpretación que extiende el significado de una disposición incluyendo en su
aplicación supuestos de hecho, donde según la interpretación literal no cabrían.

La extensión tiende a confundirse con la formulación de una nueva norma, y por ello
se necesitan razones para extender la interpretación.

1. Para satisfacer el sentido de la justicia.

2. Porque de no ser así, el otro supuesto de hecho quedaría privado de norma que lo
regule y se abriría una laguna.

Se puede justificar la interpretación extensiva recurriendo al argumento a fortioro o a


pari, y apelando también a la doctrina de que el derecho es necesariamente completo.
En el supuesto: se encuentra en la ley pero en forma oscura, en la interpretación
analógica el caso concreto no está previsto ni descrito, solo hay ejemplos de casos
semejantes. El caso de interpretación extensiva se puede dar en los “pinchazos” para
obtener energía eléctrica de casa ajena, sin ánimo de lucro, ni violencia o fuerza.

¿Este acto puede considerarse robo o hurto? El juez puede estirar el tipo (extender)
considerando a la energía eléctrica como “cosa mueble ajena” sin traicionar el espíritu de
la ley.

Para el autor Vladimiro Naranjo Mesa: : “…la aplicación extensiva busca entender y
utilizar en el sentido más amplio posible la norma, y su procedencia depende, igualmente,
del carácter del texto analizado; por ello, algunos autores consideran que en materia de
libertades personales fundamentales las normas que las consagran deben ser
interpretadas en forma extensiva.”. En este sentido el autor citado posee un total acierto,
pues obviamente las libertades personales gozan de una especial protección por parte de
las normas constitucionales y es la misma la que debe imperar, atendiéndose a una
interpretación extensiva para conseguir la finalidad de la norma y consagrar el espíritu
constitucional.

Inicialmente hay que considerar la naturaleza misma de la Constitución, que nace para
limitar el ejercicio arbitrario del poder, así como para la protección de garantías mínimas
de las personas, así la interpretación de mayor aplicación será la extensiva, para dotar a
las normas de un sentido amplio que dote de protección a las personas ante los abusos
de poder, mientras que la restrictiva será usada sólo en aquellos casos en los que
atendiendo a la naturaleza constitucional se observe que a pesar del texto, la norma se
extralimita y causa con ello o puede causar un perjuicio o restringir libertades o derechos
constitucionales.

“GACETA JURISPRUDENCIAL No. 37, -INCONSTITUCIONALIDADES EN CASO


CONCRETO-, EXPEDIENTE No. 264-95: CONSIDERANDO: En el presente caso, el
accionante expone que el Artículo 243 del Código Procesal Civil y Mercantil es
inconstitucional en la parte que establece: "Para que se conceda el recurso de apelación,
el arrendatario apelante debe acompañar a su solicitud el documento que compruebe el
pago corriente de los alquileres o haberlos consignado dentro del juicio. Alega que esa
disposición colisiona con el Artículo 4o. de la Constitución, porque exige al arrendatario
requisitos que no impone al adversario, por lo que debe declararse su inaplicabilidad. Esta
Corte considera que el proceso civil se fundamenta en determinados principios, entre los
que se encuentra, como fundamental, el de igualdad, que consiste en que ambas partes
del litigio deben tener las mismas oportunidades para hacer valer sus derechos. Sin
embargo, se falta al referido principio si la norma procesal restringe al demandado la
facultad de apelar mediante la imposición de condiciones que no establece para el
demandante. En el caso concreto, al accionante se le denegó el recurso de apelación con
base en el Artículo 243 del Código Procesal Civil y Mercantil, que establece una limitación
para el arrendatario apelante, en cambio, si la resolución es adversa al demandante, la
apelación se otorga sin limitación alguna. Se trata, por lo tanto, de una norma que está en
contradicción con el Artículo 4o. de la Constitución, que preceptúa que todos los seres
humanos son iguales en dignidad y derechos, porque, el derecho de igualdad en el
proceso civil es una manifestación particular del principio de igualdad de los individuos
ante la ley. Como consecuencia, la disposición legal aplicada en el proceso en el que se
planteó esta acción, también limita los derechos de defensa y de libre acceso a los
tribunales, reconocidos por los Artículos 12 y 29 de la Constitución Política de la
República. Así se ha pronunciado esta Corte en casos similares, como consta en las
sentencias de tres de agosto de mil novecientos noventa y tres, dictada en el expediente
cuatrocientos cincuenta y cuatro guión noventa y dos; de diez de febrero de mil
novecientos noventa y cinco, dictada en el expediente seiscientos cuarenta y dos guion
noventa y cuatro y, de veintiuno de diciembre de mil novecientos noventa y cuatro, dictada
en el expediente trescientos cincuenta guión noventa y cuatro. Por lo considerado,
procede revocar la resolución venida en grado y declarar la inconstitucionalidad del
Artículo 243 del Código Procesal Civil y Mercantil en la parte impugnada. POR TANTO: La
Corte de Constitucionalidad, con base en lo considerado y leyes citadas, resuelve: I)
Revoca la resolución apelada, y, como consecuencia, declara: a) con lugar en este caso
concreto, la inconstitucionalidad del Artículo 243 del Código Procesal Civil y Mercantil, en
la parte que dice: "...Para que se conceda el recurso de apelación, el arrendatario
apelante debe acompañar a su solicitud el documento que compruebe el pago corriente
de los alquileres o haber consignado la renta dentro del juicio"; b) en consecuencia, la
referida disposición legal no es aplicable al demandado en el juicio sumario de
desahucio..., por lo que ese tribunal debe enmendar el procedimiento y dictar la resolución
que procede sobre la apelación interpuesta.”

Explicación doctrinaria del método de interpretación utilizado


Método extensivo: La aplicación de este método busca entender y utilizar en el sentido
más amplio posible la norma, que en materia de libertades personales fundamentales las
normas que las consagran deben ser interpretadas en forma extensiva. Sobre éste
método la sentencia analizada, considera de forma extensivo el Artículo 4 de la
Constitución, pues en la misma se señala la igualdad de las personas, pero esta igualdad
se extiende a la igualdad que las partes deben de tener en los procesos.

Resolución del caso concreto como constitucional: En contradicción con la anterior forma
de interpretación, encontramos dentro de la jurisprudencia de la Corte de
Constitucionalidad, sentencias que declaran al Artículo 243 del Código Procesal Civil y
Mercantil, Decreto Ley 107, como apegado a las normas y principios constitucionales,
para el efecto se transcribirá la parte resolutiva de una sentencia resuelta de esta manera.
“Gaceta Jurisprudencial Nº 49 -Inconstitucionalidades en Caso Concreto. EXPEDIENTE
No. 288-98. CONSIDERANDO: -I- En casos concretos, en todo proceso de cualquier
competencia o jurisdicción, en cualquier instancia y en casación hasta antes de dictarse
sentencia, las partes podrán plantear como acción, excepción o incidente, la
inconstitucionalidad total o parcial de una ley a efecto de que se declare su
inconstitucionalidad y, como consecuencia, su inaplicabilidad al caso concreto, posibilidad
de examen que se abre si la ley cuestionada se ha citado como apoyo de derecho en la
demanda, en la contestación o cuando, de cualquier otro modo, resulte del trámite del
juicio. –II En el presente caso los incidentantes demandan la inaplicación, por contrariar la
Constitución, del Artículo 243 del Código Procesal Civil y Mercantil, que resultó aplicado
por el juez de los autos al resolver negativamente una petición de los incidentantes. En
efecto, estos últimos fueron demandados en juicio sumario de cobro de rentas impagadas
y de desahucio, derivados de una relación de arrendamiento de inmueble. El juez declaró
con lugar la demanda; los demandados apelaron, pero su petición fue denegada por no
haber acompañado comprobante de pago corriente de los alquileres o de haber
consignado la renta dentro del juicio, tal como lo indica el Artículo 243 citado. Frente a esa
decisión planteó en incidente la inconstitucionalidad de la citada norma en caso concreto,
afirmando que la misma contradice: a) el Artículo 4o. de la Constitución, porque al exigirle
un pago o consignación previos se le coloca en desigualdad al no concederle la misma
facultad de apelar que tiene la parte actora; b) el Artículo 12 de la misma, porque la
negativa referida le restringe su derecho de defensa; y c) el Artículo 29, también de la
Constitución, porque le veda el acceso a los tribunales a fin de hacer valer su derecho.