Está en la página 1de 1

REPORTAJE

En la comunicación social, la actividad periodística ejercida a través de los medios de


comunicación masiva ocupa un lugar preponderante. La noticia, la entrevista, el reportaje y la
crónica son las distintas formas en que se manifiesta el lenguaje periodístico.
El reportaje puede enfocarse desde dos puntos de vista diferentes que a veces se
combinan y relacionan entre sí: como INFORME o como ENTREVISTA.
Como informe, el reportaje es un relato informativo acerca de un hecho o
acontecimiento. Debe ser actual, interesante, verídico e inmediato. El periodista puede
expresar sus opiniones personales sobre el asunto, pero en lenguaje sencillo, breve y directo.
Como entrevista es la versión de una conversación mantenida por el periodista con una
personalidad, acerca de un tema de interés.
En el reportaje, el periodista puede resumir, al principio, los conceptos fundamentales
del entrevistado; pero a la inversa del informe debe hacerlo con toda objetividad. También
puede realizar el retrato del entrevistado y describir el ambiente o lugar en el que se
desenvolvió la entrevista. En este caso INFORME y ENTREVISTA se integrarían
recíprocamente.
RUEDA O CONFERENCIA DE PRENSA
Es una forma especial de la entrevista en la que un miembro destacado de la
comunidad congrega masivamente al periodismo para responder a temas de actualidad que a
él le conciernen.
ENTREVISTA
Se da en forma oral y recopila el material para informe y reportaje. Ocupa lugar
destacado en el periodismo.
OBJETIVO: informar al lector acerca de una persona determinada, su pensamiento,
personalidad, su actividad profesional y a veces de sus rasgos físicos. Martin Vivaldi, en su
curso de redacción distingue dos tipos de entrevista:
ENTREVISTA DE PERSONAJE O ENTREVISTA RETRATO.
ENTREVISTA INFORMATIVA O DE NOTICIA
La primera indaga acerca de la personalidad del entrevistado , de su carácter, su vida,
trayectoria profesional, ideología, opiniones, etc. Tiene matices psicológicos porque indaga
cómo es el personaje entrevistado.
La entrevista se organiza a través del diálogo. El que entrevista debe ser hábil en
preguntar para lograr su objetivo. Las preguntas deben ser directas, claras y bien organizadas
unas con otras (relacionadas). Se requiere tener información previa sobre la persona a
entrevistar, cultura general, intuición y prudencia son las características que se requieren a
quien va a hacer una entrevista.