Está en la página 1de 96

FLORA MONTIBERICA

Vehículo de expresión del Grupo de Trabajo sobre la Flora del


Sistema Ibérico

IVOI. 7 Valencia, X~19971


FLORA MONTmERICA
Publicación independiente sobre temas relacionados con la flora de la
.Cordillera Ibérica (plantas vasculares).

Editor y Redactor general: Gonzalo Mateo Sanz. Departamento de


Biología Vegetal. Facultad de Ciencias Biológicas. Doctor Moliner, 50.
46100-Burjasot (Valencia)
Redactores Adjuntos: Carlos Fabregat Llueca y Silvia López Udias

Comisión Asesora:
Antoni Aguilella Palasí (Jardín Botánico. Universidad de Valencia)
Juan A. Alejandre Sáenz (Herbario ALEJANDRE. Vitoria)
Manuel Benito Cre.~po Villalba (Depto. Ciencias Ambientales.
Universidad de Alicante)
José A1aría de Jaime Lorén (Depto. Historia de la Ciencia.
Universidad de Valencia)
Emilio Laguna Lumbreras (Serv. Protec. Recursos Natur. Generalidad
Valenciana)
Isabel Mateu Andrés (Depto. Biología Vegetal. Universidad de
Valencia)
Luis A1iguel Medrano Moreno (Instituto de Estudios Riojanos.
Logroño)
Pedro Montserrat Recoder (Instituto Pirenaico de Ecología. Jaca)
Antonio Segura Zubizarreta (Herbario SEGURA. Soria)

Depósito Legal: V-5097-1995


Imprime: MOLlNER-40 (GÓMEZ COLL, S.L.) Tel./Fax 390 3735 -
Burjasot (Valencia).

Portada: Biscutella montana Cav., procedente de la Sierra de La Safor


(Valencia).
t2~c·(. LfSR15

I .':.' t-:~;\:7 t.! t.. ·¡


• ...";1 '-' ' ,,;..;,_ ' ; • ,

,..;.~ ':'''1
t;/~/') T;:·O
1."'\, :-

z~~~.~t~~
EDITORIAL

EDITORIAL 1 ...",
,¡;~~.
P. ,& .... .._
~
1
Adq. -~.;..!.}........ .'
1. INTRODUCCIÓN 10. Benito Alonso, José Luis. Insti-
Con este tercer número aparecido en tuto Pirenaico de Ecología. Ap. 64.
1997 se completa la suscripción del año. 22700-Jaca (Hu).
Respecto al pago de las suscripciones, se H. Benito Ayuso, Javier. CI Doctor
recuerda a los suscriptores particulares Múgica, 26, 2° B. 26002-Logroño.
que no lo hayan hecho aún, que las hagan 12. Bernal Barranco, Francisco. CI
efectivas cuanto antes. Se sugiere como Eras, 7. 50269-Morata de Jalón (Z).
modo habitual la transferencia de 1.500 13. Botella Gómez, Juan Vicente. CI
pts a la cuenta nO 0049-1607-69.. Sangre, 11. 46179-Aras de Alpuente (V).
2790034637 del Banco Central-Hispano, 14. Bueno Sancho, Luis Miguel. CI
oficina Dr. Moliner- Campus de Burjasot, Duquesa Villahermosa, 119, esc. 38 , 11°
461QO-Burjasot (Valencia). D. 5001 O-Zaragoza. .
15. Caballer Tamarit, M8 Amparo.
Depto. de Biología Vegetal. Fac. Ciencias
2. SUSCRIPTORES Biológicas. Universidad de Valencia.
Doctor Moliner, 50. 46100-BUIjasot (V).
ORDINARIOS
16. Carrasco de Salazar, María An-
drea. Departamento de Biología Vegetal,
l. Aguilella Palasí, Antoni. Depto. de
1 Facultad de Ciencias Biológicas. Uni-
Biología Vegetal. Universidad de Valen-
versidad Complutense. 28040-Madrid.
cia. Avda. Doctor Moliner, 50. 46100-
16. Carreras Ruiz, José Miguel. CI
Burjasot (V).
Pedro II el Católico, 31, 3° F. 50010-
2. Aizpuru, Iñaki. Sociedad de
Zaragoza.
Ciencias Aranzadi. Depto. de Botánica
17. Carretero Cervero, José Luis.
Pza. de Ignacio Zuloaga (Museo). 20003-
Depto. de Biología Vegetal. E. T. S. In-
San Sebastián.
genieros Agrónomos. Univ. Politécnica.
3. Alejandre Sáenz, Juan A. CI
Camino de Vera, 14. 46020-Valencia.
Txalaparta, 3_1° Izda. 01003-Vitoria.
18. Casado Álvaro,Raquel. Depto de
4. Arán Redó, Vicente J. Instituto de
Biología Vegetal n. Facultad de Farmacia.
Química Médica. C.S.I.C. CI Juan de La
Universidad Complutense. 28040-Madrid.
Cierva, 3. 280Q6-Madrid.
19. Catalá Gorgues, Jesús Ignasi.
5. Arizaleta Urarte, José Antonio. CI
Depto de Historia de la Ciencia. Facultad
Castilla, 35. 26140-Lardero (Lo).
de Medicina. Universidad de Valencia.
6. Arrúe Muñoz, Francisco Javier.
20. Crespo Villalba, Manuel Benito.
CI Albocácer, 17-11 8 • 46020-Valencia.
Departamento de Ciencias Ambientales y
7. Ascaso Martorell, Joaquín. Es-
Recursos Naturales. Universidad de Ali-
cuela Universitaria Politécnica. Ctra. Za-
cante. Apartado 99. 03080-Alicante.
ragoza, km. 67. 22071-Huesca.
21. Departamento de Biología Ve-
8. Barredo Pérez, Juan José. CI Je-
getal. Universidad de Alcalá de Henares.
sús Galíndez, 22-11 °B. 48003-Bilbao.
Campus Universitario. Carretera Madrid-
9. Benedí González, Caries. Depto.
Barcelona, Km. 33,6. 28871-Alcalá de
de Productes Naturals i Biologia Vegetal.
Henares (M).
Fac. de Farmacia. Univ. de Barcelona. Av.
Diagonal s/n. 08028- Barcelona.

1
Flora Montiberica 7 (X-1997)

22. Domínguez Llovería, José Anto- Biológicas. Univ. de Valencia. Avda.


nio. CI Capricornio, 11. 500 l2-Zaragoza. Doctor Moliner, 50. 46100-BuIjasot (V).
23. Donat Torres, Ma del Pilar. De- 38. Marín Padellano, Luis. CI Reina
nia (A). Leonor, 9. 09001-Burgos.
24. Fabregat Llueca, Carlos y Silvia 39. Martínez Cabeza, Alfredo. CI
López Udias. Depto. de Biología Vegetal. Extramuros, 18. 50269-Chodes (Z).
Fac. de Ciencias Biológicas. Univ. de 40. Martínez Ortega, Montserrat.
Valencia. Avda. Doctor Moliner, 50. Depto. de Biología Vegetal. Facultad de
46100-BUljasot (V). Biología. Universidad de Salamanca.
25. Fanj ul Campos, Ma Begoña. CI 37007-Salamanca.
Vinatea 1-1Sa . 46930-Quart de Poblet (V). 41. Martínez Tejero;-Vicente. Avda.
26. Ferrer Plou, Javier. Depto. de de Valencia, 9. 50005-Zaragoza.
Paleontología. Fac. de Ciencias Geológi- 42. Mateo Sanz, Gonzalo. Depto. de
cas. Universidad de Zaragoza. 50009- Biología Vegetal. Fac. de Ciencias Bio-
Zaragoza. lógicas. Univ. de Valencia. Avda. Doctor
27. García Navarro, Emilio. Depto. Moliner, 50. 46100-BuIjasot (Y).
de Biología Vegetal. Fac. de Ciencias 43. Mateu Andrés, Isabel. Depto. de
Biológicas. Univ. de Valencia. Avda. Biologia Vegetal. Fac. de Ciencias Bio-
Doctor Moliner, 50. 46100-BUljasot (Y). lógicas. Univ. de Valencia. Avda. Doctor
28. González Cano, José Manuel. Moliner, 50. 46100-BuIjasot (V).
Servicio Provincial de Agricultura, Ga- 44. Medrano Moreno, Luis Miguel.
nadería y Montes. CI San Francisco, 27, CI Vara de Rey, 60, 4° Izda. 26002-Lo-
1°. 44071-Teruel. groño.
29. Grupo Conservacíonista G.E.C. 45. Mercadal Ferreruela, Nuria Eva.
'E. M. Apartado 42. 12400-Segorbe (Cs). CI Silvestre Pérez, 4, 4° B. 50002-
30. Guara Requena, Miguel. Depto. Zaragoza.
de Biología Vegetal. Fac. de Ciencias 46. Montamarta Prieto, Gonzalo. CI
Biológicas. Univ. de Valencia. Avda. Real sIn. 42171-La Rubia (So).
Doctor Moliner, 50. 46100-BuIjasot (Y). 47. Montserrat Recoder, Pedro.
31. Hernández Viadel, M a Luz. CI Instituto P.irenaico de Ecología. Ap. 6~.
Matías Valero, 6. Landete (Cu). 22700-Jaca (Hu). '
32. Berranz Sanz, José María. E.T. 48. Moreno Valdeolivas, José María.
S. Ingenieros Agrónomos. Campus CI Tenor Marín, 3, 2°_S a. 44002-TerueI.
Universitario sIn. 02071-Albacete. 49. Mozuelos Sáinz, Ana María. el
33. Jaime Lorén, José María de. CI Pedro Bidagor, 1, esc. izda. 5° D. 31010-
Méndez Núñez, 22. 46011-Valencia. Barañáin (Na). ~ \ '
34. Jaime Lorén, Chabier de. CI El 50. .Muñoz, Marí~ores. Depto.
Justicia, 7, 1° B. 44200-Calamocha (Te). de B~ología Vegetal. Fa((. de Ciencias
35. Laguna Lumbreras, Emilio. Biológicas Univ. de Valencia. Avda.
Servicio de Protección de los Recursos Doctor Moliner, 50. 46100-BuIjasot (Y).
Naturales. Generalitat Valenciana. CI Ar- 51. OTUS-ATENEO. CI Vagíiede
quitecto Alfaro, 39. 46011-Valencia. Salas, 16-3°. 44001-Teruel.
36. Marco Barea, Ángel. CI Segorbe, 52. Pérez Dacosta, José María. CI
5, 2°. 44002-Terue!. Maestro Falla, 16-,.. 1200S-Castellón.
37. Marín Campos, Francisco. Dep. 53. Peris Gisbert, Juan Bautista.
de Biología Vegetal. Fac. de Ciencias Depto. de Biología Vegetal. Fac. de Far-

2
EDITORIAL

macia. Unív. de Valencia. Avda. Vicent 3. SUSCRIPCIONES POR


Andrés Estellés s/n. 46100-Bmjasot (V). INTERCAMBIO
54. Pino, Joseba Inmanol. CI Doctor.
Moragas, 193-3°-1 8 • OS21O-Barberá del 1. Centro de Estudios del Jiloca. Ap.
Vallés (B). 3S. Calamocha (Te). Revista XILOCA.
55. Pisco García, Juan M. Agencia 2. Conservatoire et Jardin Botani-
Comarcal del INSS. Plaza de España, 10. que de la ville de Geneve. Case Postale
19300-Molina de Aragón (Gu). 60. CH-1292 Chambésy (Suiza). Revista
56. Pyke, Samuel. CI Isla de Ibiza, 3, CANDOLLEA.
lODo 50014-Zaragoza. 3. Departamento de Biología Vege-
57. Roselló Gimeno, Roberto. Avda. tal. Facultad de Biología. Universidad
del Mediterráneo, 154, 6°. 12530-Bumana de Barcelona. Avda. Diagonal, 645.
(es). OS02S-Barcelona..Revista FOLIA BOTA-
58. Rosselló Picornell, Josep Antoni. NICA MISCELLANEA.
Depto. de Biología Vegetal. Fac. Ciencias 4.. Departamento de Biología Vege-
Biológicas. Univ. de Valencia. Avda. tal. Facultad de Ciencias. Universidad
Doctor Moliner, 50. 46100-BuIjasot (V). de Granada. lS001-Granada. Revista
59. Segura Zubizarreta, Antonio. CI MONOGRAFÍAS DE FLORA Y VEGE-
Sagunto, 14, 4°A. 42001-Soria. TACIÓN BÉTICAS
60. Serra Laliga, Lluís. Depto. de 5. Departamento de Biología Vege-
Ciencias Ambientales y Recursos Natura- tal. Facultad de Ciencias. Universidad
les. Unív. de Alicante. Apartado 99. de Málaga. 290S0-Málaga. Revista AC-
03OSO-Alicante. TA BOTANICA MALACITANA.
61. Sociedad de Ciencias Naturales 6. Departamento de Biología Vege-
de Sestao. CI Los Baños, 55. 4S910-Ses- tal. Facultad de Farmacia. Universidad
tao (Bi) de Salamanca. Avda. Campo Charro s/n.
62. Solanas Ferrándiz, Josep Lluís. 37007-Salamanca. Revista STVDIA BO-
Partida del Raspeig, 22-N. 03690-San TANICA.
Vicente del Raspeig (AJ. 7. Femández López, Carlos. Herba-
63. Soler Mari, Jaume X. Depto. de rio JAÉN. Facultad de. Ciencias Experi-
Biología Vegetal. Fac. de Ciencias Bio- mentales. 23071-Jaén. Publicaciones.
lógicas. Unív. de Valencia. Avda. Doctor 8. Gottschlich, GÜnter. Hermann-
Moliner, 50. 46100-BuIjasot (V). Kurz-Str.35. 7400-Tübingen (Alemania).
64. Torres Sanchis, Sonia. Avda. Publicaciones.
Primado Reig, 124, 42B. Valencia. 9. mER-HQME. Ibérica de Homeo-
65. Viera Benítez, M a Carmen. patía, S.L. Fueros de Aragón, 20. 50005-
Depto. de Biología Vegetal. Escuela Unív. Zaragoza. Revista LUMEN APOTECA-
Politécníca Superior. Uníversidad de RIORUM.
Santiago. 27002-Lugo. 10. Institut d'Estudis llerdencs. Bi-
66. Vila León, Ana. CI Castellón, 20, blioteca-Hemeroteca. PlaQa Catedral s/n.
8
3 • Valencia. 25002-Lleida. Revista ILERDA.
67. Villar Pérez, Luis. Instituto Pire- 11. Instituto Alavés de la Naturale-
naico de Ecología. Apartado 64. 22700- za. CI Pedro de Asúa, 2, 3°. 010S0-Vito-
Jaca (Hu). ria. Revista OTAKA.

3
Flora Montiberica 7 (X-1997)
"

11. Instituto de Estudios A1toarago- 4. MONOGRAFÍAS DE


neses. CI Parque, 10. 22002-Huesca. Re- FLORA MONTmERlCA
vista LDCAS MALLADA.
13. Instituto de Estudios Riojanos. Indicamos a continuación los dos vo-
CI Calvo Sotelo, 15. 26071-Logroño. lúmenes editados hasta ahora, de esta serie
Revista ZUBÍA. de monografias, así como dos nuevos
14. Instituto de Estudios Turolenses. vohímenes que se encuentran en
Ap. 77. 44080-Teruel. Revista TERUEL. preparación y que serán publicados en
15.. Jardín Botánico de Córdoba. breve. Esta redacción dispone aún de
Avda. de Linneo, s/n. 14004-Córdo~a. ejemplares de los ya editados, que puede
Revista MONOGRAFÍAS DEL JARDIN suministrar por correo o en mano a
BOTÁNICO DE CÓRDOBA quienes los deseen.
16. Laínz Gallo, Manuel. Apartado
425. 33280-Gijón (Asturias). Publicacio- 4.1. CORRESPONDENCIA DE PAU
nes.
17. Loriente Escaliada, Enrique. Cl G. MATEO (1996) La corresponden-
Castilla, 53. 39009 Santander. Revista cia de Carlos Pau: medio siglo de Histo-
BOTÁNICA CANTÁBRICA. ria de la Botánica española. Valencia.
18. Museo de Ciencias Naturales de 290 pp. 2000 pts.
Álava. CI Siervas de Jesús, 24. 01001-
Vitoria. Revista ESTUDIOS DEL MU-
SEO DE CIENCIAS NATURALES DE
ÁLAVA.
19. Natural History .Museum. Bo-
tany Department. Cromwell Road SW7.
5BD-London (D. K.). Publicaciones.
20.. Real Jardín Botánico de Ma-
drid. Pza. de Murillo, 2. 280~4-Madri~.
Revista ANALES DEL JARDIN BOTA-
NICO DE MADRID.
21. RiJksherbariumIHortus Botani-
cus. Leiden University. P. O. Box 9514.
2300-RA Leiden (Ro). Revista GORTE-
RlA.
22. Royal Botanical Gardens. Kew,
Richmond, Surrey TW9 3AR. (D. K.).
Publicaciones.

, ;:~;.'
• ,- "" WllI(f'¡MIP. ~~
•• - - ~.'-'" .-:."."
• - '-?f.í"lII1'!'.' . " (~' T:
. - Mateo 5anI: '

4
EDITORIAL

4.2. FLORA VASCULAR DE LA- . DE PLA~ij¡5 ':.. ~


PROVINCIA DE GUADALAJARA . DEI~ RINbIR.~t .........
-
M. A. CARRASCO. M. 1. MACÍA &
M. VELAYOS (1997) Listado de plantas
vasculares de Guadolajara. Valencia. 212
pp. 1.500 pts.
Q

-
U
Z
M. A. CARRASCO
.;'~
M.J.MACíA ,¡ r:..
M. VELAYOS "U
:. ca
::'5
~
<::
-.

4.4. CATÁLOGO FLORÍSTICO DE


LA PROVINCIA DE SORIA

Ya va estando maduro el texto de esta


obra en preparación, y podemos anunciar
su probable aparición para final de año.
Sus autores serán el equipo formado por
Antonio Segura Zubizarreta, Gonzalo Ma-
teo Sanz y José Luis Benito Alonso.
Se aporta un comentario para cada es-
4.3. CATÁLOGO FLORÍSTICO DEL
pecie, listas de localidades concretas para
RINCÓN DE ADEMUZ
las menos vulgares y cerca de un millar de
mapas de distribución de los táxones en la
Recientemente salido a la luz, como
provincia (ver ilustración adjunta).
segundo volumen de las Monografias del
Jardín Botánico de Valencia. Es una obra
que recopila la información disponible
mi
, I I I
i ¡

wilI' lAI
1.1&.(, 1-
l.'AelJ
.
1,
1 '¡ 14... l/\
llM

sobre la flora vascular de la comarca del 1 I ti, Ir r---:;;lt;"1, "< ! /1" 1 . ~..
! I ): ~(\ \i ~
Rincón de Ademuz, ese enclave tan V _lt+
I I I
singular, administrativamente valenciano I.M~ r I-l. .1. V! .í- j ,~
llM
" í i'iíl h I Xl.
pero rodeado por las provincias de Cuenca 1
1 1) 1"
1 .....
.1\ I

- "- -'
(por el sur y oeste) y de Temel (por el h. 1) i r'>-I
-"1 I ' ..- i
norte y este). 1

! ! '¿.- 0J "'-. ~:

I VI. WL
'-,~ - \WL Xl.

5
Flora Montiberica 7 (X-1997)

4.5. CLAVES PARA LA DETERMI-


NACIÓN DE LA FLORA VALEN-
CIANA

En 1990 salía a la luz una primera obra


que recopilaba de modo sintético y
abreviado los datos disponibles sobre la
flora de las tres provincias de la
Comunidad Valenciana. Cinco años más
tarde editábamos una segunda obra,
bastante ampliada en su contenido básico
y en los capítulos incluidos. Pocos meses
después surgía la iniciativa de Flora
Montiberica y la idea de preparar cuanto
antes una tercera aproximación' como
monografia de esta serie. Esa nueva obra
es la que esperamos tener disponible a
finales del otoño de 1997, una vez hechas
las correcciones y adiciones necesarias
para su actualización.

\
\
\

6
Flora Montiberica 7: 7-31 (X-1997)

DOCUMENTOS DEL ARCHIVO DE J. PARDO SASTRÓN EN EL


JARDÍN BOTÁNICO DE VALENCIA: TEXTOS CIENTÍFICOS,
IV

José María de JAIME LORÉN .


Depto. de Historia de la Ciencía. Facultad de Medicina. Universidad de Valencia

RESUMEN: Se continúa en esta cuarta entrega con la transcripción íntegra de una se-
rie de documentos científicos de temática botánica, que pertenecieron al farmacéutico y
botánico José Pardo Sastrón (1822-1909), y que se encuentran depositados en el archivo
del Jardín Botánico de Valencia.

SUMMARY: In this fourth chapter we continue the transcription of the main scientific
documents about botanical subject belonging to José Pardo Sastrón (1822-1909) files, tIlat
are stored in the Botanical Garden ofValencia (Spain).

INTRODUCCIÓN los Exemplares malos que deben reponerse


en el citado herbario. Son 38 especies
Se aporta una cuarta entrega con la dispuestas alfabéticamente.
documentacíón botánica inédita de José
Pardo, depositada en el Jardín Botánico 1853? [pLANTAS DEL PAlS.
de Valencia, continuación de las tres CONTINUACIÓN]. 1.5 c.
anteriores aparecídas en esta misma re- Es efectivamente continuación de algu-
vista (De JAIME, 1996; 1997a, 1997b). no de los borradores de la obra botánica de
Pardo, ya que el cuadernillo se inicia con la
página 155 (en la que se ocupa describien-
MANUSCRITOS BOTÁNICOS do con amplitud las especies numeradas
670-672) y termina en la 169.
SUELTOS (CONTINUACIÓN)
1853? HERBARIO GENERAL DE
Noviembre-1853. HERVARIO PLANTAS DE CIDPRANA REMITIDAS
0
GENERAL DEL PAlS. 2 PLIEGO DEL POR LOSCOS. DE LAS QUE NO
ÍNDICE QUE PRINCIPIA AL N° 751. 3 c. EXISTEN EN ESTE lERRENO. 3 c.
Contiene tan sólo añadidas 19 especies Escrito con letra de Pardo a cuatro
más, la última de éllas con el número 770 columnas. Tal como indica el título son las
que debía ser total de las especies que novedades de plantas de Chiprana localiza-
entonces tenía el herbario. Esta hoja forma das por Loscos, que no existían en Torreci-
parte de un pliego que va junto al resto del lla de Alcañiz. A la izquierda de cada una
índice general del herbario, e incluye una va un número que sin duda correspondería
bella litografia hecha por Caro de la Fábrica a los que atribuían en sus colecciones, y se
de papel continuo que Membrado y Compa. expresan mas o menos alfabetizadas por el
tenían en Villarluengo, en cuyo reverso nombre botánicO, en el que no figura el
junto a borradores de otras anotaciones, van nombre de la autoridad correspondiente.

7
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Que era una cuaderno de trabajo lo demues- Clematisjlamula


tra el hecho de que entre iniciales nuevas, Chenopodium maritima?
queda un hueco en blanco para ir anotando Clematis vitalba
las especies originales que vayan aparecien- Cucuba/us baccifenls
do. Son las siguientes según el mismo Camforosma monspeliaca
orden en que aparecen: Chenopodium alhum
Avena hirsuta Chenopodium sativa
.. pratensis Cerastium arvense
Atracti/lis cancellata Crathaegus oxyachanta
Allium vineale CypenlS badius
Aegylops triuncialis -rotundus
Asplenium scolopendrium Chenopodiumjieifolium
Allium ]Xlllens Cotula aurea
Atrip/ex halimum Cicuta virosa
A/lium parviflonlm Cucurbita uvifera
Arundo gigantea Chenopodium nlbnlm
Aristolochia rotunda - seoparium
Alisma rallll11culoides Calliopris tinetoria
Anthemis cotula Coriferva ...
Anlmmajus Daucus visnaga
Arenaria media Dip/otaxis virgata
Alyssum serpyllifolium Daucus carota varo
Bifora testiculata Dianthus plumarius
Bidens tri]Xlrtita Daphne gnidum
Bromus divaricatus Daucus carota
Bup/eunlm virgatum Erigeron ...
Biscutella auriculata Erodium pulvenllentum
Buphta/mum aquatieum Euphorbia nlbra
Bidens tri]Xlrtita Enlca sativa
Cypenlsjlavescens Erisimum officinalis
Callcalis leptophylla Euphorbiapterivora
Ceratonia siliqua Equisetllm hyemale
Celosia margaritifera -arvense
Chenopodium nlbnlm Erigeron erispum
Cidonia elegans - graveolens
COl!ferva capi/aris Euphobvia nieensis
c.:'rucianella]Xltu/a Evonymus europaeus
CrepisPOlymotfa Fontinalis antipyretica
Calliopis tinctoria Festuca elanor
Chara hispida Hordeum distiehum
Cerastium vlIIgare - ... ''maizal''
-viscosum Hippocrepis ei/iata
COllvolvulus cantabrica Helianthemum niloticum
Coix lachrima-Jovi Hutehinsia procumbens
Cynanchum monsPeliacum Helminthia·eehioides
-aeutum Hemiaria glabra
Chrysantemum leuchantemum ¡mlla eehimoides
Crepis diffusa Juncus bulbosus

8
lM. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el lrdín Botánico de Valencia. IV

- ejussus?? - divaricata
- multifloros Potamogeton natans
- obtusiflorus Phalarís paradoxa?
-maritimus - arllndinacea
- lampocarpos Poligomlm persicaria
-juncus Phalaris arenar/a
- articulatus Peplis portula
Koeleria vi/losa Plantago maritima
-setacea Populus tremula
Lolium multiflorum Poa megastachia
ú:lctuca l'¡rosa Potamogeton crispum
Linaria micrantha Poapilosa
Lepidium iberis Rallunculus sceleratus
-campestre - "arqueado"
Lemaneafluviatilis. Alga Rotbolia incun'ata?
Li~imachia vulgaris Rammczllus repens
Lolium pererme, v. termitente Reseda adorata
Lepidium latifo/ium Rotbolia incurvata
- iberís? Rhus coriaría
Lichnis dioica Rapistrum ...
Lampsana Rhagadiolus Scirpus lacz./stris
Mespilus germanica -maritimus
Malva toumefortiana Schoenus nigricans
-parviflora Stipa parvtflora
Medicago seutelata Sedum telephium
Marrubium a/yson Scandix australis
Malcomia maritima Scorpiurus muricata
Mercurialis perennis Salix caprea
Melilotus leucantha .. triandra
Messembrianthemum cristalinum Scorpiurus salcata
Morusalba Statice cordata
Matricaria Parthenhium -limonium
Nicotiana rustica? Salvia hormilmm
Narcissus dubius Sonchus oleraceus
Nicotiana rustica kf)alsola soda
Onopordon pyrenaicum Si/ene invulacra?
Orobanche comosa Sonchus crassifolius
Origanum majorana Sideritis Cavallinesii
Oenanthe peucedanifolia Sacharum Ravenae
Oenothera biermis Salso/afruticosa
Onopordon illiricum Salicomiafroticosa
Phalaris canariensis -hervacea
Phyliadelfus coronarius Solanum pseudo-capsicum
Plantago /agopus Saponaria officinalis
Phitolacha decandra Sparganium erectum
Potamogeton setaceus? Triticum ciliatum
-pusyllum Thapsia tenuifolia
Poa maritima Trifolium procumbens

9
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Tritieum Nardus cepto la vuelta de la segunda hoja), y sin


-turgidum orden alguno. En el comienzo de esta se-
-primatum gunda hoja puede leerse con cierta dificul-
Velezia rigida tad escrito de la mano de Pardo Siguen
Vervella officinalis plantas pa BaIlarín. Encontramos, tal como
Velezia rigida confirma Pardo al final, 315 nombres de
Hedipnois cretica plantas, 200 en la primera hoja y 115 en la
Lisimachia ephemerum segunda, bien que en este caso contando
Ul1lniS nobilis algunos tachados.
Orobanche major? Hieracium castelanum
• minor Spirea ulmaria
Potamogeton natans Hieracium pilosella
Phelipea casia? Alisum camjJestre
Schoel1us nigricans Amelallchier vulgaris
Vinca minor Diantus monspesulal111s
Aparecen pues 192 especies en las dos Astragalus monspesulanus
primeras hojas, yen la tercera, que hace las Osirisalba
veces de anexo, se añaden otras diez mas. Eujorvia camoesice
Así pues son 202 plantas que había en la Artemisia campestris
flora de Chiprana según la colección de Paenieum sanguinale
Loscos, inexistentes en la de Torrecilla de Eritraea spicata
Alcañiz y por lo tantos desconocidas para Vicialutea
Pardo. Situamos en tomo a 1853 la confec- Erigeron canadense
ción de este listado, pues en este mismo año Poligonum aurieulata
copia también Pardo la rélación completa Cirsium lanceolatum
de las plantas de Chiprana colectadas por Lactuca virosa?
Loscos. Senecio artemisaejolius
Salvia verbenaca
1854. [PLANTAS] pa BALLARÍN. Poligonum monspeliaca
AÑO 54. 4c. Teucrium POlium
En realidad son dos hojas independien- Caucalis centofilla
tes insertas en el cuadernillo de Plantas Miosotis lapula
remitidas al Sr. Bailarín en Septiembre 52. Turgenia ¡atifolia
A primera vista parece letra de Bailarín -el Hiberis odorata
título sin embargo es de Pardo, y esta escri- Vellaa~ra
to con tinta roja y tan próximo al margen Timuszigis \
\

que resulta muy poco legible- pero duda- Erodium ciconium \


mos que lo sea, ni siquiera estimamos que Erodium cicutarium
lo escribiera ningún mediano botánico, no Nep~ta nePetella
sólo porque nunca consigne el nombre del Colutea arborescells
naturalista que determinó la planta, sino por Helianthemum tomentosum
los graves errores que se deslizan en mu- Teucrium seudochamefitis
chas denominaciones científicas, impropias Linaria saxatilis
de regulares aficionados. Esto nos hace Fumaria eneafila
pensar que se trate de anotaciones tomadas Micropus bombicinus
de algún dictado oral, quizás de BaIlarín, Teucrium ramosum
que recogiera un escribiente poco ducho en Malva alcea
esta terminología. Van a dos columnas (ex· Ramnus alaternus

10
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

Genista ~erocarpa Aspenlgo procumbens


Pistacia terebilltus Tragopogon majuo5
Hipericum tomelltosum Onopordon arabiczll1l
Bromus mollis Poa eragrostis
Bromus squarrosu Gallium murale
Alopecurus agrestis EujonJia peplus
Centaurea Salmantica Ononio5 columnae
Camelina sativa Asclepias vincetoxicum
Licopus Europeus Bupleurum odontites
Thlaspi BlIrsa pastoris Nepeta nepetistina
Ca/endu/a oficinalis Vibumum tinus
Filago germanica Convolvu/us saxatilis
Gnajalium luteoalbllm Latirus cicera
Frankenia pulventlenta Ragadiolus stelatus
Diplotaxis virgata Eujonia pubescens
Dioscoris arvensis Paserilla anua
Saponaria vaccaria Leucantemum vulgare
EujonJia exigua Lepidium campestre
COllillm maculatum Lepidium draba
Cruciallella angustijolia Arenaria nlbra
Onopordon virens Panicum glauClII1l
Solanum dulcamara Panicum velticilatum
Podospermum lacilliatum Chenopodium po{vspermum
Hipericum perforatum Digitalis oscura
Lepidium graminijolium . Erica vu/garis
Cinancum nigrum Lychnis macrocarpa
Aquilea ageratum Lisimachia linum stelatum
Croton tinctorium Lirmm sufruticosum
Epilovium irsutum Genista i5panica
Heliallthemllm appeninum oisna (?) arbensis
He/ianthemum intermedium Polygala saxatilis
Helianthemum marijolium Salvia ispanonlm
Andriala macrocejala Isopyrum talitroides
Medicago sativa scus (?) paluo5tris
Melilotus parviflora Antyllis vulneraria
Altea hirsuta Cistus a/bidus
Malva parviflora Citisuo5 argenteus
Eujorbia o5errata G/adio/us comunis
Atractillis umilis Coris monspe/iensis
Cucubu/us otites Medicago minima
Jasonia glutinosa Serardia arbensis
Centaurea /inijoUa Reseda lutea
Galeopsis /adarmm Te/efium imperia/e
Reseda luteo/a Paserina tintoria
Onobrichis montana Philirea angustijolia
Vicia sativa Li1mm Strictum
Vicia peregrina Teucrium camedrls
Trigone/a policerata Gipsofi/a Strutium

11
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Hipericum angulum Calaminta


Scabiosa Stelata Cartamus tintorius
Latirus tuberosus Dipsacus silbestris
Chenopodium jicifolium Scolímus lspanícus
Menta sílvestris nemorosa Trifolium fragiferum
Atriplex ortensis Trifo/io pratense
Vincamínor Lotus conlículatus
Rosacanína Doricnium
Centaurea conifera Nepeta cataría
Rumex pulcher Coronilla coronata
Specu/aria ibrida Apíllm graveolens
Híberis linifolía Ralmnculus acuatilis
Campalmla erinus fiéronica ederifolia
Carex murícata Sideritis írsuta
Atrip/ex ortensis Aspenlla tintoria
Poligomlm per.~caria Línaria minor
Zollicofería condrilloides Dictamusjraxinela
Medicago orbicularis Astragalus sesamens
Pallicum crusgalli Clipeola Jonthlaspi
Clematisflamula Bupleuntmjruticescens
Ciperusjuscus Euforvia lutea
Agrostis vulgaris Cerastium ramosissimum
Litrum hisopifolia Rubia lucida
Juncus bufonius Litospermllm prostatum
Agrostema gitago Cuseuta Europea
Silene nocturna Stehelina dubia
Miosotis anua Arbutus uva-ursi
Bifora reticu/ata Marrubium alison
Elemintia equioides , Miosotis lapula
Alopecuros monspeliensis Fraxinus escelsior
Coclearia pubescens Umulus lupullls
Melica ciliata Atriplex orlensis
Cirsium monspeslllanum NarcissusjlO1cifolius'
Centallrea Cetterac ojicinanlm
Barcausiafetida Dravabema
Scirpus olosquelll1s Cardamina irsllta
Anmdofracmites lh/aspi perjoliatum
Trincia /aevis Carex díoíca
Lactuca scario/a Ciscutela ambigua
11mla disenterica Td11acetum vlllgare
Eupatorium canabim¡m Smilax aspera
Alsine media Corilus ave/lalla
Amarantlls prostatus Linaria robríjollía
Quenopodium botris Cinosurus lima
Lactuca saligna Ra!nm¡s lícioídes
Nafalium angustifolium Mercllríalís anua
Plantago cínops Plantago coronopus
Chenopodíum murale Buphthalmum espinosum

12
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

Hipocrepis ciliata Serratllla arbensis


Egilops ovata Bufonia alma
Triticum fenicoides Plantago psilillm
Sideritis montana MlIscari racemosum
Resedaalba Jasmirrnm.frutiCalJS
Lammium amplexicaule Rarmnculus arbensis
Ornitogallum pirenaicum Carex distans
Lonicera caprifolium? Adonis microcarpa
Latin/s aphaca Medicago coronata
Teucrium botris Medicago minima
On1ithopus Escolpioides Quelidonium ibridum
Ligustrum bulgare Papaber ibridum
Onol1is espinosa Lobu/aria bu/garis
Berbascum tapsum Geranium disectum
Anagallis arbensis Malcomia africana
Bupleun./m rotundtfolium Mercuria/is tomentosa
Escorzonera graminifolia Helianthemum liballotis
A,1C(,SQ ltalica Mimosa montana
Centaurea fligrescens Matiolla tristis
Tapsia vil/osa Poa rigida?
Salvia argentea Timus acinos?
Serratula lUldicaulis Caucalis daucoides [tachado]
Rarlunculus graminifolium Daucus carota
Taraxacum densleonis Linaria ...
Scorzonera Ispanica Mirtus comunis
Orquis macula Be/lis perenis
Veta marítima Equinaria capitata
Alisma plantago Arabis sagitata
Samolus valerandi Antirrilmm majus
Trifolium fragifenim Linaria simplex
Henliariafruticosa Convolbulus lineatus
Tipha lattfolia Biscutela auriculata
Olosteum umbellatum Junipen/s savina
Viola tricolor tota/315
Atriplex nitens
El~frasia longiflora 12-Mayo 1856. PLANTAS ESPAÑO-
Cicorium intibus LAS. DESCRIPCIONES SACADAS DEL
Petroselinum sativum DIAGNOSIS PL. ORIENTALIUM NO-
Marnibium bulgare VARUM DE BOISSIER. 61 c.
Datura Estramonillm Tal ,como señala el encabezamiento es
Resedafitellma una copia de la obra de este botánico euro-
Scrophu/aria Peregrina peo en 10 que se refiere a plantas españolas.
Iml/a biscosa Va lógicamente en latín, y escrito de la
Rubia tinctoria mano de Francisco Loscos, que 10 ftrmó en
Condrilajuncea la fecha señalada sin más comentarios. Éste
Matricaria camomila escrito debió acompañarlo de la carta a
Seneciofo/ioSl/s Pardo fechada el 30 de diciembre de 1856.
Plumbago EuroPea

13
Flora Montiberica 7 (X-1997)

15-Septiembre-1859. NOTAS DE superioribus lanceolatis, racemis corymbo-


COLMEIRO AL PRIMER TOMO DE sis. si/iculis obovato-cuneatis incanis, val-
NUESTRO CATÁLOGO. 3 c. vosi planis. D. e. Prodr.: descríbase con-
Va incluido en un cuadernillo de anota- forme a la planta que es lo mejor.
ciones botánicas, posiblemente borradores Meniocus: silicula sesilis. eliptica, valo-
de la Serie lmpeifecta. Como indica al final ri planis. Semina in quoque loculo 6-8, in-
Pardo, con cuya letra está escrito y rubri- marginata. Calix aequalis. Petala integra.
cado al final, se trata de una Copia de las Stamina majora dentata: tradúzcase y aco-
correcciones de Colmeiro que hizo al mooese alplan general.
primer volumen de la obra de Loscos y Mas grande: mayor.
Pardo. Como ésta se presentaba entonces en Borrado el último lheris sin nombre.
forma de manuscrito encuadernado en va- Cápsula: caja en los Cistus.
rios tomos sin paginar, no aparece ninguna Helianthemtlm de Beceite: borrado.
referencia al lugar donde deben situarse las Apéndice de los Cistus de Asso. Ellume-
correcciones, tan sólo se da una relación de ratio: borrados.
las palabras, frases o nombres de plantas Fournis: provistos.
que en su opinión no son apropiadas, Logé: encierra (al gé1l. Viola).
seguidas de la corrección o del juicio crítico In udis: terrenos cenagosos.
que le merece, separado de un guión. De Punta del tallo: es extremidad.
esta misma guisa lo reproduciremos noso- Si/ene mutabilis: es variedad de la S.
tros también. noctunJa.
Souche: cepa. Si/ene armeria: si es error de Asso para
Aquosi: aguasiosos. qué incluir la especie.
Grísés: grises. S. virídiflora. L.: será la S. mellifera.
Paeonia microcarpa, Bois et Reut.: dice Boiss. et Reut., como la siguiente.
Colmeiro que es la P. off. Asso? y borra el Renversées: volteadas.
n°anterior que es la P. officin. ex Asso. Arenaría saxatilis: borrada, dice que
Nuphar luteum: sépalos ... amarillos será otra especie.
(jeunes) por dentro ... Linum tenuifolium L. et Asso: borrado.
Chafados: arrugados. Malva stipulacea Cav.: es M. hispanica
Crete: cresta. Asso.
Rollados: arrollados. Althaeafortiis trilobis;t4sso: borrada.
Coryd.alis (Fumaria) bulbosa ex Asso: Moles: blandas. '
es la e. tuberosa De. In aqquibus: en los campos.
Boleum (género): no pertenece a la Melia azederach: borrado.
tribu donde está. Rhammls aragonensis\ Asso: es varie-
Stamina majora, coronata. Stylus te- dad del R. Lycioides L. \
nuis, subconicus ad apiensis. siliquae ros- Genista ergavicensis nob: siendo la G.
triformis: tradúzcase y amplíese. patens De. para qué darle otro nombre.
B. QSPerum: describase con la planta a G. multiflora: verase esta e~pecie.
¡avista. Ononis chechesi: esplanta de L.
Antesis: floración. O. jruticans Quer: podrá ser la O. jru-
Siyimbrium supinum, L.: podría ser el ticosa.
S. hirsutum Lag. Melilotus Castelanensis (1): será el M.
En zig-zag: flexuoso. messanensis Desj.
Alyssum intermedium: mala especie. Trífolium 12-nerve: no es fácil que sea
A. serpyllifolium Desj.: caulibus sujruti- buena especie, si lo fuera debería ponerse
cosis, erectis, incanis, interioribus ovatis, por letra el núm. 12.

14
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

Lotus hispidus Desf. opuesto, y 12 matizaciones más a otras


Ponigees: extendidos. descripciones que hacen.
Ervum pubescens Asso: no es el E. A

tetraspermu, Asso. 1-0ctubre-1860. SOBRE LA CAMO-


Omithoplls alter Echeandia: borrado. MILA DE LAS BOTICAS DE ARAGÓN.
Prurmsfoliis .. etc. Asso, Syn.: borrado. 2 c.
Rellfermées: encerrados. Copia de carta-artículo escrito y firma-
Rubus del Apéndice: borrado. do por Pardo, en su nombre y en el de Los-
Rosas del Apéndice: borradas. cos, y dirigido al Colegio de Farmacéuticos
Avec: con. de Madrid, expresa la necesidad de la
Au devant: delante. edición de una flora farmacéutica española
Reséne: aprieta. con bellas láminas de las especies de mayor
Pendant: colgante. interés medicinal, habida cuenta de la falta
Mur: maduro. de rigor que hay en el uso clínico de mu-
Cydonía vulgaris: antes del gén. fynls. chas formas botánicas. Ponen como ejem-
Avant: antes de. plo la variedad de camomilas que se despa-
Emettant: produciendo. chan con este nombre en las farmacías de
Plaeé: colocado. Aragón, a saber: Matricaria chamomilla L.
In umis: (portulaca) en los campos y (en el comercio de Zaragoza), Chamomilla
planteros. nobilís Godr. (en la zona del Moncayo),
MOlltiafolltana L.: existe. Matricaria parthemium L. (en el comercio
Daucus carota: falso que no haya otro de Tortosa), Cotula aurea L. (Camomila
congellere. fina de la Tierra Baja), y Aquillea ageratum
Orlaya marítima Koch: Caucalis L. (Camomila del comercio de Alcañiz), sin
maritima, L. contar las numerosas especies del género
En 8 de chihe: enfigura de 8. Aquillea, sobre todo la A. millefolium L.,
ÚlSerpitium último de Quer: borrado. que gozan de gran predicamento entre el
Bupleurum virgatum Cav.: borrado, así vulgo pese a su escaso valor médico. Aun-
como los del Apéndice. que en el frontis se dirige al Colegio de Far-
Carum (1) BlInillm (?) Asso: borrado. macéuticos, en realidad se hace al Instituto
Materias: escombros. Farmacéutico Aragonés para que éste les
Lathyrns tuberosus: afíádase a la 1 a facilite el acceso a aquél.
parte.
Copia de las correciOlles de Colmeiro. 1-0ctubre-1860. SOBRE LA SAXI-
[rubricado] FRAGA. 3 c.
Como vemos se trata de 63 correcíones Copia de carta-artículo escrito desde
que podemos dividir en dos grupos, las que Codoñera. Dada la buena. acogida que ha
podemos llamar semánticas o literarias, y hecho con anterioridad el Colegio de Far-
las puramente técnicas o botánicas. De las macéuticos de Madrid a sus otras misivas
primeras hay 29, en su mayor parte de trata en las que informan de sus pesquisas sobre
de meras traduccíones al castellano de el uso de plantas no medicinales, pero muy
términos franceses (19) o latinos (5), y otras usadas como medicamentos por los natu-
cínco precisiones de palabras castellanas. El rales de todo el Aragón meridional, trasla-
meollo de las notas de Colmeiro lo consti- dan al mismo los excelentes resultados
tuye la discusión de 22 proposiciones de obtenidos por el médico Miguel Monforte
especies que hacen Loscos y Pardo, con las con la Saxífraga pentadactylis Lap. Todo
que no está de acuerdo, entre ellas los con vistas a trabajar en benefic~o de la flora
famosos Alisos a los que siempre estuvo

15
Flora Montiberica 7 (X-1997)

medicinal aragonesa, y al mejor aprovecha- Septiembre-1862. PLANTAS DE LA


miento de sus recursos naturales. SERIES INCONFECTA CORREGIDAS
Cuentan como en sus trabajos botánicos POR WILLKOMM (LOSCOS). 8 c.
de campo reciben la más variada infonna- Listado de las precisiones que hizo el
ción de los distintos usos medicinales que gran botánico sajón a la Flora de Aragón de
hacen en cada lugar de las plantas de los Loscos y Pardo. Aunque lleva al pie el
alrededores, a los que por lo general prestan nombre con la rúbrica de aquél, estimamos
poca atención, si bien no deja de llamarles a que se trata de una copia escrita por la
veces la atención que hay usos que coinci- mano de Pardo del texto original de Loscos,
den en pueblos muy alejados entre sí. Tal es -quesería el interlocutor de Wi1lkomm-,
el caso del Té de Aragón, sobre el que ya se para poner al corriente a su amigo de las
han ocupado con anterioridad, y la Saxifra- opiniones que su obra en común merecía.
ga pentadactylis Lap., a la que atienden en Todo ello con su prosa circunspecta, en la
su escrito. Espontánea sobre todo en las que ahorra al máximo términos y signos de
montañas bajoaragonesas, años atrás les puntuación, lo que sin duda a veces difi-
fueron ponderadas las virtudes vulnerarias culta la comprensión del texto. Se ve ense-
de un balsamo preparado con la misma en guida que no es copia literal de la epístola
los puertos de Beceite donde recibía el que envió Willkomm, antes bien es un texto
nombre vulgar de Consuelda, luego desde dirigido a quien esta petfectamente al co-
Aranda· del Moncayosu corresponsal rriente de lo que se trata, y en el que incluso
Salvador Calavia les habló de los buenos desliza Loscos sus propias opiniones acerca
efectos que allí producía la Saxifraga pu- de los comentarios del naturalista sajón.
bescens Pourr., asimismo conocida como Tal como ocurria con las notas de
Consuelda. Por último de Alcañiz les ha- Colmeiro sobre el primer tomo, no se dan
bían llegado noticias dé los excelentes las pl:iginas donde deben ir éstas, si bienes
oficios de la S. pentadactylis preparada en seguro que son correlativas, y se separa el
la farmacia de S. Castañer bajo prescripción texto a corregir de su corrección propia-
del Dr. Monforte, y de la S. pubescens en mente dicha por unos puntos suspensivos,
Zaragoza elaborada pOr T. Bayod. Final- una simple coma o un guión. Nosotros
mente, y estimulados con todas estas infor- usaremos este ultimo sistema en los casos
maciones, indagaron también en los pue- en que aparezca claro, pues a veces son
blos de la vertiente valenciana y catalana de parrafos completos sin mngunaseparación
los Puertos de Beceite, donde pudieron que indique lo corregido' y su corrección.
confirmar el amplío uso popular que allí se Dejamos los asteriscos y otras notas
hacía también de la S. tridactylites L. como marginales tal como aparecen en· algunos
vulneraria. Con todas estas noticias, mas las lugares. Vamos pues con la relación:
certificaciones preceptivas que había firma- Adonis microcarpa De: el de flor ama-
do el médico Monforte, ponían al corriente rilla. .
al Colegio de las propiedades medicinales Ranunculus aquatiJis L v. tripartitum
del género Saxifraga. Godr.: 'i)alsa nueva, Baudotii.'
Escrita y firmada como la anterior por R },tchophyIlus Chaix: laguneta de
Pardo, en su nombre y en el de Loscos, asi- Chiprana.
mismo se dirige al Colegio de Farmacéuti- R. te"estris Godr.: rio de Foz, rara.
cos de Madrid a través del Instituto Farma- R divaricatus Schrank: estanca de AI-
céutico Aragonés. cañiz, conjusus.
Sinapis arvensis L.: S. cheiranthus, Ca-
Iavia.

16
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

Brassica jmticulosa: parece serlo, no Sagina macrocarpa Rieb.: pI. muy rara
ha}'frutos. Wk. Guadalope, rarísima.
Erysimum australe Gay: E. lanceola";, Cerastium glutinosum Fr. fonna vul-
tum, sierras, etc. garis: vulgarísima. Castelserás.
Sysimbrium crassifolium Cav.: S. con- e. viscosum L.: huerta la Noria. Chi-
tortum. prana.
S. assoanum L.P.: S. crasifolium, Chi- e. glutinosum Fr. alpestre Wk.: de Ca-
prana, Ca~. lavia.
Diplotaxis viminea De.: D. temmifolia, e. semidecandrum L. forma arenaria:
Castels, Torrecilla. r'al de Sta. Maria. Chiprana.
Biscutella laevigata L.: Cuatro varieda- e. triviale Lk. rara: U11 ej. Guada/ope.
des. Está bien. Malva trifida Cavo varo leptophylla Wk.:
lberis ciliata Al/.: cerros de Torrecilla, vulgar. Torrecilla.
id de Calanda. Hypericum peloforatum angust!folium
l. tenoreana De. varo longepeduncula- Salvador Pardo: habita Castelserc.ís.
ta: rara, barranco Re/algar. Acer opul!folium Vil!.: A. monspessula-
Lepidum calycotricum Kunze: L. hir- numo Puertos.
tumo Mas de Llobet, etc. Rhammus lycioides: no difiere absolu-
Cistus clusii Dun.:- Helianth. libanotis. tamente del aragonensis Asso.
Helianth. pulvenllentum y virescens Ulex: Torrecilla, no hay flor. El U. 00-
Wk.: flor blanca alnmdantísimo; H. apen- 11US es muy diverso. Wk.
nilmmDe. C.ytisus fontenesi: Sp. [Xltens M. e. muy
Fumana viscida genuina Wk.: cana y raro. Wk.
vellosa, vulgar. Sp. biflorum Deif.: Genista btflora De.
F. viscida laevis Wk.: Sostengo á Vk. Cytisus heterochrous Web, Genista mu-
[sic} que es especie buena y lo pnlebo. tabilis L.P., Genista patens, Sp. patens Cavo
Reseda phytheuma: le he probado á Ononis reclinata L. (dudo Loscos), o.
Wk que no hay tal cosa. (non) Cherleri L.P. sinónimo de reclinata.
R. bipill11ata Willd, R. palomitana: No Trigonella polycerata, subpinnatijida:
hay tal digo á Wk., es la R. alba. Aiuule Wk. T. pinnatifida L.P.
las R alba, su.f.fruticosa y bipinnata, acaso Trifol. glomerulatum L.: no d!fiere del
soniguales. 12-nerve sino por sus 10 estrías. Son igua-
Poligala calcarea R Sch.: Flor azul, les. Y los caracteres que lo cambian de sec-
puertos, amara Asso. cióná Wk.
P. calcarea var. floribus nlbroseis: muy Doricnium gracile Jord: D. Sl!ffruti-
bien, orilla del Guadalope. Pino. cosum.
P. nlpestris POllrr.: de Salvador Pardo, D. decumbens Jord: D. herbaceum.
remitida. Lotus corniculatus L. varo stenadon
P. rosea, muy bien: Castellote. Boiss. forma hirsuta:Torrevelilla.
Frankenia thymifolia Deif.;· Urrea de L. pedunculatus Cav.: bien, pero no
Gaén, laevis L.P. dijiere del corniculatus.
F. pulverulenta forma macra: Eras de Cracca tenuifolia Godr. Gr.: Vicia
S. rrancisco, Alcañiz. José Pardo. onobrychioides, vulgar multiflora.
Si/ene saxifraga L.: S. pauciflora L.P. Vicia onobrychioides L.: V. altissima,
S. lmtans L.: S. viridiflora Rojas. pocasflores grandes.
Dianthus brachyanthus Boiss.: S. Mi- Ervum gracile De.: dos E. hirsutum.
guel. Bojar.

17
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Geum sylvaticum Pourr.: Puertos (no lo Orobanche cruentajorma humilis: Fre-


conoce Wk.), estilo no articuiadlJ, lampiño. des, esto dije.
G. montanum var.? Wk. O. cruenta, vulgar, sanguíneo: Tierra
Rubus discolor Weih: Rejalgari. Baja. Esto dije a 1 Pardo.
Potentila pensylvanica L.: de Ca/avia. Mentha suavis Jure.: especie muy gran-
Falso turbit, esp. rarísima. de, Guada/ope, arvensis L.P.
Rosa gallica L.: R acuatica, campos M. insularis Req. var.?: rara, Guadalo-
Lagtmeta. pe, flor color de rosa. .
R hispanica Boiss. Reut.: R canina Thymus hirtus Willd var.?: Th. zygis,
vulgarísima. vulgarísimo.
R rubrifolia Vill: R del Mezquin. Micromeria marifolia Be}lth.: Nepeta
R hispanica. Fr.: globoso? (no en ocymifolia L.P.
manera alguna), rara. Laguneta. Calaminta alpina: lo es. Masada, Man-
L)t1hrum Salzmanii Jord: diffusum, La- ZClIlera, etc.
gtnrem . e. graveolens Bent. (error): e. Acinos
L. Salzmanii var.? (especie nueva). To- (hay error, Loscos). Nuestra e. Acinos es
rrecilla An potius sp. nova? Wk. especie mleva, que no conoce Wk. sin olor,
Saxífraga paniculata Cav.: pentadac- pero es muy jácil confundirla con la C.
tylis. Sumamente parecidas. Acinos, seca.
Daucus parvijlorus Desj.: esp. muy ra- Nepeta nepetella: N. violacea Asso.
ra Vk {sic}. No tengo ej. Se comio el gana- Flores violadas.
do una mata grande. N. lanceolata: bien pero es variedad de
* Loscosia aragonensis: calzadas del la N. nepetella. Flores blancas.
Bojar, etc., umbelífera. Sideritisjoetens Clem.: S. pungens Bth.
_ Thapsia asclepium L.:' muy rara Wk. S. serrata: S. llicifoliaW val'. hispani-
Laguneta, escasa. caWk.
N01111ea micrantha Boiss. Reut.: N. Marn/bium supilmm: lo es.
caerulea. * Teucrium aragonense L.P.: Vulgarísi-
* Myosotis gracíllima L.P.:, especie muy mo, 1 palmo, corola blanca, cálices amari-
bien caracterizada. llentos.
Linaria aeruginea L.P.: este nombre se T. lanigerum Lag.: T. polium Asso, non
prefiere á otros; aunque no nuevo. L.
L. filifolia Lag.: a cada paso, Torre- Statice ovalifolia Poir. (ex Wk.): Sto
cilla. L. thymifolia L.P. serotin, L.P. (no 10 creo).
Nota. La L. origanifolia del Maestrazgo Sto delicatula Gírd: Sto cordata.
debe ser L. crasstfolia Kunz. Dice muy bien Globularia spinosa Mi/ler minar Wk:
Wk. pero yo creo que las dos existen. La Gl. vulgaris L.P. \
crassifolia en las paredes del Desierto. Blitum virgatum mÍlms: Bl. chenopo-
Son buenos todos los nombres que no dioides. Tolocha.
sufren mutación, por ej. Orobanche epithy- Salieomia froticosa: S. herbacea L.P.
mum loes. Saladas.
O. Santo/inae L.P.: color amoratado, r S. herbacea: S. diffusa. Mas de Tude/a,
vulgar. Castelserás.
Ver01lÍca tenuifolia Asso: est v: Assoa- * Arthrocnemom anuum L.P.: S. herba-
na Wk. anno 1859, non Ji: multifida. cea L.P. articulada.
Ceratocalyx macrolepis Coss.: Oroban- * Passerina Thymelaea (mal ejemplar):
che grande, peiiascos, vulgar, pi. rara Wk. P. dioica L.P. Cuesta Bojar.

18
J.M, de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia. IV

Thesium divaricatum A.. OC.: Th. hll- S. doroniclIm L.: tOllmefortii. Torreveli-
mifusum L.P. l/a. raro.
* Euphorbia helioscopioides L.P.: sin S. Toumefortii: casi igual al anterior.
carúncula. ~ Ca/avia.
* E. vitellina L.P.: Sarda. Noria de Lellcanthemum montanum De.: Palo-
Chiprana. mita.
E. chamaebuxlls Bem.: E. vermcosa Ó L. pallens De.: Arallda del Moncayo.
duNa. Torrecilla L. corymbosum: Valderrobles, S Par-
E. terracina L.: ligllosa, L.P. Chipralla. do, puede ser val'. o acaso esp. ¡meva
* E. minuta L.P.: Cmz Alta. Castel- Santolina Pectinata Lag. Calavia.
serás. S. ChamaecyparissU!,; L. var.: Torreve-
* E. aragonensis L.P. variabilis L.P. Ii/la. An sp. distinta? no lo creo.
Torrevelilla, Masada. Manzanera. variable. Achillea nana: dudo que lo sea Wk.
Hay otra esp. conocida por variabilis. Gnaphalium luteo-album L.: 1Iligino-
Ligusticllm pyrenaeicum: Gell~ desco- sllm del GuadaloPe.
nocido, como cicuta, Umbel{fera del Mas Fylago ~patulata: variedades de la
de Llobet. Tierra Baja.
* Reutera pubemla Losc. Pard: Sa- Jasonia tuberosa: de la Palomita como
xtfraga de Torrevelilla sinfmto. PI. erizada la de la Tierra Baja.
en/a base. Silybum ebumeum Coss.: S: primore-
Anthriscus ~ylvestris Ho.ff.: Anthr. cere- nicumL.P.
folium L.P. Bojar. El Cirsium bulbosum de Caspe es e.
A. neglectus Boiss. Reut., de Calavia: monspessulanum. El e. monspes. vulgari-
Pl no publicada todavía. In Lange ~mo~mm~delCmonspe~d~um
Cherophyllum temulum L. varo Ch. hir- Centaurea tenuifolia Duf.: parece serlo,
sutumL.P.: Bojar. no tengo ej. de la pi. de Duf. cuya especie
Pastinaca de Castellote: P. sativa al es muy semejallte a la e. incana Lag.
parecer de Wk. no haflorecido. Vive. Hablaré de ellas largamente Wk- Dije a
Camm bunius Asso: est Phychotis hete- Wk. "Averiguese la verdad a toda costa
rophylla, Valderrobles y Calavia. pues esta pI. es el caballo de batalla".
Galium elatum Thyll.: Grande vulgar & e.
* podospermifolia L.P.: Beceite. No
.f1or blanca. Torrecilla. es Amberboa.
e. cormdaefolium FIlI. Bosoni L.P.: e aspera val'. con espinas aplicadas.
parecido al elatum. e. aspera: no en Aragón. La e sphae-
e. sylvestre Poli.: lIliginossum del río, nocephala L. Castelserás.
parece. Serratulaflavescens Poir.: S. lel/cantha.
Knautia arvensisformae: Torrevelilla. Picris stricta lord: P. hieracioides
Kn. mollis Jord: a la vista del Bojar, (esp. muy rara Wk.). GuadaloPe. Caste/lo-
erizada. te, rara.
Scabiosa gramuntia L. val'. mollis Gr. Scorzonera pinifolia Goi.: angustifolia
Godr.: Palomita, Lascos. vulgar.
Phagnalon mPestre De, saxatile L.P.: Sc. crispatula: lo es. Escorzonera vul-
Chiprana, etc. gar.
Aster wi/kommii Sch.: amellus. Torreci- Crepis taraxacifolia Thuil.: todos los
lla. Crepis Tierra Baja.
Senecio erucifolius L.: Guadal0Pe, Cr. albida varo glabra: Calavia, único
Castelserás. foliosus Losc. ej.

19
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Hieracium saxatile Vil/.: Tolocha, hojas 'Za Tulipa de Salv. Pardo seguramente
anchas. T. australis Lk. Imposible parece que Asso
H. murorum?: Puertos. Hojas solamen- haya confundido Tulipa y Fritillaria, pro-
te remitidas. bablemente F. sylvestris Asso et omnium
H. glabratum Hoppe. var., an sp. 110- auct. hispanicor, son F. austra/is".
va? Con el Rubus discoloro Omithoga/um tenuifo/ium Guss.: Cala-
H caesium Fr., ex icone Reichenba- via. (dudo Loscos)
chiano, non ex descriptione Gr. Godr., Allium neapolitanum Cyr.: flor blanquí-
Castellote y Tolocha Todns los hieracios sima. Belmonte.
se han remitido á Scheele en Annover, el A. oleraceum: carinatum, barranco Te-
dirá. jo.
Phytheuma orbiculare: de la Palomita. A. pa/lens: es el pulchellum con flor
C.ampcumla glomerata: de La/avia. rojiza.
e. affinis R Schu/tz: e. speciosa L.P. 2 Epipactis microphylla Sw.: palustris,
ej. a/Mas de Llobet. Belmonte, Guadalope.
Specularia castellana Lange: Orchis sesquipedalis Willd.: latiJolia
pentagoniafrecuente. del Guadalope.
Erica arborea: un ramito del Moncayo. o. ustulata L.: un ej. José Pardo. Pina-
Ca/avia. res de Beceite.
Primula suaveolens Bertol.: vulgar, dije - Cyperus pallescens Desj.: esp. rara.
á Wk. no huele. Sinónimo de olivaris segun Spr.
Erythrea major Wk. Hoffm.: Ballestar, e. Monti, globosus: lo son.
GlIadalope, etc., etc. Scirpus savii: Eleocharis ovala. Fre-
E gypsicola Boiss. Reut.: comunísima cuente.
en los montes, un palmo. . Eleocharis uniglumis: multicaulis. Gua-
E tenuifolia Giseb.: Caspe. Un ej. que dalope.
se remitió. Carex divisa Huds.: e. setiJolia Gr.
La EuJorbiaJalcata varo purpurea es E. Godr. Losc. Pardo
nlbra Cav., cosa que hasta hoy 110 era e. muricata L.: Bojar.
sabida Wk. Terrenos abrasados de Chipra- e. divulsa Good.: rara en los huertos
na. de Torrecilla.
Mercurialis ramosa L.P.: M tomentosa C. glauca var.: sinónimo de e. vesica-
varo ria Asso. Bien. \
"La Parietaria judiaca in Sertllm Fl. e. hispida Willd.: esp. rara. ComullÍ5Í-
hispanica á me publicata es Jorma de la ma (e. maxima). Caspe, etc. '
polimorfa P. difussa MK " e. riparia L.: Canal de Zaragoza. To-
Quereus lusitanica varo Jaginea: varios más Bayody yo la cogí con,él
ej. de José Pardo. e. hordeistychos ViII. (dudo): Foz, To-
Salix fragilis L.: mimbre cultivado. (No rrecilla, Fredes.
es así, Loscos). Phdlaris brachistachya Lk.: paradoxa.
S. cinerea L.: el S. Capraea, mas ¡Que &!ancas, Alcañiz.
seyoJ. . Ph. nodosa L.: la memorable Ph. tlnJ11-
S. nigricans: una rama mezclada con el dinacea.
anterior. Ph. minor Retz: canariensis de los sem-
Pinos: Opiniones varias. Digo: "Asegu- brados.
rese V. Sr. Wk." Panicum repens: no lo es, ni la conoce
Fritillaria montana Hoppe: vulgar. Wk.

20
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botáníco de Valencía IV .
Agrostis verticillata Vil!.: la stolonifera minaciones botánicas, sinonimias, localiza-
vulgar. Panoja rojiza. ciones geográficas de las especies, etc. De
A. adscendens Lange: panoja blanca, todas formas conviene matizar en favor del
frecuente. gallego, que éste repasó tan sólo el primer
Deschampsia refracta R Scb.: Geno volumen de las Plantas de Aragóll.
desconocido. Guadalope, e~p. rarísima Wk. En primer lugar conviene destacar que
"Hego el nombre de Glyceria maritima en las calendas de 1862 en que se redactaba
han venido dos esp. que son G. festucae- la misiva, la correspondencia y las relacio-
formis y G. conferla". nes científicas eran responsabilidad por en-
Cynosurus echinatus L.: C. polybrac- tero de Loscos. Luego que mantiene el esti-
teatus. Masada Manzanera, }J·edes. lo telegráfico de sus comentarios, al grano
Festuca granatensis Boiss.: abunda. siempre, como si toda concesión artistico-
G11cu.ialoPe· literaria fuese un lujo impropio de la grave-
Bromus sterilis L.: secalinus, vulgar, dad de las responsabilidades científicas que
altos de Belmonte, etc. había echado sobre sus espaldas.
Agropyrum pungens R. Sch.: lAstÓn. A pesar de que en principio se trata de
Junceum. una mera transcripción, para su compañero
A. caninum R Scb.: Peiíarroya, fuente de trabajos botánicos de las objecciones que
donde comimos. les hace Willkomm, no desdeña la oportu-
Brachipodium mucronatum Wk.: pin- nidad de meter baza en las mismas e·uando
natum. Laston. estima que no está conforme con éllas, así
Br. ramosum R Scb.: Triticum fenicoi- como de alegrarse cuando se confirma
desL.P. alguna de sus intuiciones. A veces llega
Bromus erectus Huds.: Masada MClflZa- incluso a sostenerlas con su nombre para no
nera abunda. Admixtumfui/. que no se confundan, y cuando el castellano
Arrhenatherum erianthum Boiss. Reut. de su corresponsal no le resulta inteligible
Sphenopus gouani Trill.: abunda, huer- dice bien claro que no entiende nada. Y a fé
to de Chiprana, bonita. que no se muerde la lengua y que tenía un
Festllca ovina L.: abunda en los cerros alto concepto de su propia opinión científi-
Castelserás. ca, pues a menudo se las tiene muy tiesas
Las demás eSPecies no nombradas con el naturalista centroeuropeo. De ahí
seguramente están bien- Loscos. que, pese al tono ciertamente árido de la
A fé que hubiera disfrutado el botánico mayor parte del texto, de vez en cuando sal-
segorbino Carlos Pau Español, de haber te- ga el ramalazo respondón del de Castelse-
nido oportunidad de comparar las correc- rás que ameniza un poco la lectura.
ciones vistas anteriormente de Colmeiro y Once reparos -señalados con un asteris-
estas de Willkomm a cerca de los trabajos co al margen- afectan a pl~.ntas nuevas pro-
de Loscos y Pardo, sobre todo cuando puestas por Loscos y Pardo, generalmente
cargaba la escopeta dispuesto a cazar los para puntualizar los lugares donde puede
Gazapos Botánicos de la obra colmeriana. encont~arse. Son las siguientes: Loscosia
Seguro que su pluma afilada no habría aragonensis, Myosotis gracillima L.P.,
desaprovechado la oportunidad de hacer Teucrium aragonense L.P., Arthrocnemum
carne, al comparar el tono eminentemente annuum L.P., Passerina thymelaea, Eu-
literario de las objecciones del catedrático phorbia helioscopioides L.P., E. vitellina
español en claro contraste con lo técnicas L.P., E minuta L.P., E. aragonensis L.P.,
que son las que plantea el sajón. Efectiva- Reutera puberula L.P. y Centaurea podos-
mente, la totalidad de las doscientas doce Permifolia L.P.
puntualizaciones tienen que ver con deter-

21
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Aunque resulta verdaderamente alto el de los dieciocho colaboradores con las


número de puntualizaciones que hace Will- cantidades que cada uno aportaba, entre los
komm,hay que decir que muchas veces es que destaca Salvador, el hermano de Pardo
para confirmar las hipótesis de los aragone- que estaba en Beceite de farmacéutico, que
ses, para concretar ubicaciones geográficas, da diez duros y si 110 se cubriera la can-
o bien son matizaciones de cuestiones tidad necesaria lo que reste hasta comple-
menores. Hay también, como no podía ser tarla.
menos, bastantes de cierta enjundia, no hay
que olvidar que lo que se somete a juicio es Mayo-l866. PROSPECTO. SERIE IM-
la opera prima de unos desconocidos PERFECTA DE LAS PLANTAS ARAGO-
boticarios rurales, nada menos que a la, NESAS ESPONTANEAS, PARl1CULAR-
entonces, indiscutible autoridad botánica MENTE DE LAS QUE HABITAN EN LA
europea, bien es verdad que, a la vez, PARTEMERIDIONAL. 4 c.
dotada de unas virtudes humanas sólamente Impreso con anotaciones manuscritas
equiparables a su saber científico. de Pardo indicando las fechas de naci-
miento de ocho botánicos españoles y ex-
Mayo-1863. [RESEÑAS BIBLIO- tranjeros, que la suscripción a la Serie sería
GRÁFICAS]. 1 o. de 20 r. hasta el próximo marzo, quedando
Simple anotación de los periódicos La luego defmitivamente en 25 ó 30 r. según el
J/erdad, El Pueblo y El Restaurador, que volumen que alcance, y que estimaba
seguramente contendrían asuntos de su rondaría las 550 pp.
interés.
5-Agosto-1867. ACUERDO DE LOS-
14-Septielllbre-1863. [APUNTE]. lo. COS y PARDO PARA EXPENDER LA SE-
_ Nota manuscrita que copia de "La Es- RIE IMPERFECTA. 1 c.
peranza" de esa fecha, sobre el no recono. ' Copia del contrato que firman ambos y
cimiento del gobierno de los méritos del Sr. manuscribe Loscos, para garantizar que el
La Sagra,vicepresidente de la Comisión editor de Alcañiz Huertano entregará
Internacional de Estadística. ningún ejemplar sin un libramiento firmado
por los dos, aunque puede venderlos a 20 r.
¡..Mayo-l865.[CIRCULAR]. 3 c. a los suscriptores ya 30 a los demás.
Circular manuscrita por Pardo que
dirige con Loscos a una serie de amigos y Agosto-l867. REPARTO DE LOS
posibles suscriptores, a quienes solicitan su 1.000 EJEMPLARES DE LA SERIE 1M..
apoyo para editar el Catálogo detallado de PERFECTA DE LOSCOS y PARDO QUE
las plantas de Aragón cuyo importe, esti- SE PUSO A LA VENTAEN8DEAGOSTO
man, oscilará sobre los 125 duros por 500 DE 1867. 6 c. \
ejemplares. Los autores aportarán cada uno Cuadernillo harto deteriorado y de lec-
16 duros, y se preguntan si los receptores tura dificultosa que, como señala en el en-
de la circular podrán completar el resto con cabezamiento, es una minuciosa descrip-
cantidades que les serán deweltas a medida ción de la distribución de los ejemplares de
que se vendan los primeros ejemplares. Los J,a Serie Imperfecta, así como de los cálcu-
favorecedores o consocios eran: Sebastián los y contabilidades relativos a los gastos y
Velilla (Caspe), Salvador Calavia (Aranda a los ingresos. Por la pulcritud de los asien-
de' Moncayo), Tomás Bayod (Zaragoza), tos que allí se anotan, no nos cabe la menor
Salvador Pardo (Beceite), Manuel Blasco duda de la probidad y del buen gobierno
(Maella) y Nicolás Sancho (Alcañiz). Osea, que Pardo llevaba de las cuent~. Otra cosa
amigos y familiares. Al final una relación fue el nefasto resultado económico de la

22
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

edición, pues por lo que vemos todavía en Serie Imperfecta. Va en el cuadernillo


1904 tan sólo se habían distribuido 239 Reparto de los i.OOO ejemplares ... Por lo
ejemplares, con los nombres de los adqui¡ estropeadas que están las hojas, resultan
rientes perfectamente dispuestos por orden, éstas prácticamente ilegibles.
si bien la mayor parte fueron regalados o
intercambiados por otros libros. 1867? {OBSERVACiONES A L4
SERIEIMPERFECTAj. 7 c.
1867. PROSPECTOS: UNA fÉ DE Continuación del texto anterior, asimis-
ERRATA.S LO CORRIGE TODO. 2 c. mo sobre el libro de Loscos y Pardo, y tam-
Tras este encabezamiento va una bién de complicada lectura.
relación de los primeros suscriptores de la
Serie, con la nota de la fecha del abono 1867? [DISTRIBUCIÓN DE EJEAI-
correspondiente. Se observa como algunos PLARES DE lA SERiE IA1PERFECTA]. 8
no pagaron y otros lo hicieron bastante c.
tarde. Final del cuadernillo del Reparto de los
1.000 ejemplares "', con nuevos e ilegibles
1867? {CORRECCIONES}. 4 c. apuntes contables.
Escrito de Loscos con las correcciones
que a su juicio había que introducir, segura- 1867? CUENTAS DE LA IMPRESIÓN
mente, en la Serie Imperfecta que entonces DE LA SERIE. 7 c.
debía estar imprimiéndose. Normalmente Minuciosa relación de gastos e ingresos
cita la especie y el comentario que hay que partida por partida relativa al libro de
poner o quitar, otras veces además indica la nuestros botánicos bajoaragoneses. No hay
página. Del contexto de las frases se saca la la menor duda de que Pardo pudo ser un
conclusión de que, efectivamente, Loscos gran contable.
asumía completamente la dirección del
equipo y de la obra, sin que le importase 1867? RELACIÓN (POR ORDEN
demasiado rebajar de vez en cuando a su ALFABÉTICO) DE ALGUNAS PLANTAS
compañero. Tal como cuando le espeta: QUE VEGETAN EN LOS BANCALES DE
Muchísimo dedr pudiera de los cistos de SEGURA, EN ARAGÓN, PROHNCIA DE
Asso, pero vamos á lo seguro segurísimo ,.. TERUEL, AÑo 1860. POR D. B. HER-
Tal es el resumen que debe consignarse. GUETA. NA RJRALES, 'ESPONTANE4S Ó
Para 1: (bien está el opúsculo) con el etc. SIN CULTIVO. 4 c.
Termina indicando que ,Seguramente hay Como indica en una nota Pardo, esta
especies desprovistas de asteristo (*) pero relación de unas 160 especies, se publicó en
que nadie ha observado sino Lascas y los números 11, 13, 20, 34, 35 Y 37 de El
Pardo. Lo que demuestra que las especies Restaurador Farmacéutic'o de 1866, corres-
que ellos señalan en sus manuscritos de esta pondientes a las herborizaciones que allí
forma, corresponden a las desconocidas practicó mientras ejercía el boticario de
hasta entonces. Termina el escrito con una Molina de Aragón D. Pascual Benito Her-
carta a Pardo que comentamos en el gueta. La calidad del documento parece ya
apartado de Correspondencia. algo deteriorada, lo que sin duda dificulta la
lectura en algunos momentos, no obstante
1867? {CORRECCIONES A LA SERIE queda claro que en una primera parte van
IMPERFECTA]. 3 c. 131 números correspondientes a otras tan-
Es una nueva hornada de correcciones tas especies de la Serie Imperfecta, es decir
del texto de Loscos y Pardo que debieron en su mayor parte se trataba de plantas
hacerse poco antes de la impresión de la conocidas ya por Loscos y Pardo. Sigue la

23
Flora Monttberica 7 (X-1997)

relación mas o menos alfabética según escrito. Pues bien, parece claro que esto se
nombre científico de las que no aparecían debe a que Loscos supervisaba o daba una
en la obra de ambos. Si bien acota una vez especie de visto bueno con su opinión a
más Pardo que La impresión está hecha en estas recensiones. Así aparece su letra con
el periódico tan descuidadamente y con acotaciones, breves y tajantes,~n .distintos
tantas erratas, que solo por inducción se lugares del texto. Concretamente en 6 de las
comprende que muchos ó casi todos esos 40 especies que no aparecían en la· Serie
nombres se ponen en la Relación como ImPerfecta, confirmando casi siempre las
sinónimos. Son en total 40 especies, tras el impresiones de Pardo, abundando ta,mbién
nombre Pardo suele afiadir en algunos que varias descripciones están tomadas de
casos su propia opinión con brevedad, la Fl de Quer, de esto estoy seguro.
excepto en dos especies concretas Amica
scorpioides. L. que supone sinónima del l-Junio-1869. REGALOS DE EfFM-
Senecio Doronicum, Asso, y acaso también PLARES DE LA SERIE. 1 c.
del Senecio Toumejortii, Loscos PfUdo, y Pequefio listado que se acompafia de
el Mespilus cotoneaster, L. cuya descrip- una contabilidad con el número de
ción entiende que está tomada de algún volúmenes de la obra.
libro sin tener a la vista la planta citada.
En ambos casos, utilizando sendas llama- lo-Noviembre-1872. ADORMIDERAS
das, da su opinión de forma extensa. Y OPIO, BAJO ARAGóN. 4 c.
Que se trata de una estudio crítico que En el cuaderno rotulado Por Aragán.
hace Pardo del artículo de Hergueta, se Borrador de artículo en el que una vez más
confirma a continuación cuando. explica se hace eco del interés del cultivo de las
que La Relación de las plantas de Segura adormideras para la obtención de opio del
ocupa el último lugar entre los Catálogos país. Las hojas están muy deterioradas y su
que tenemos reunidos, así por el escaso lectura, en consecuencia, no es fácil.
lnÍmero y calidad de sus especies, como por
la desconfianza que nos inspiran los 1872. OPIO, 72.1 c.
nombres de algunas pocas plantas raras Hoja con el calendario de la recolección
que en rigor no podemos ni debemos día a día de opio de las adormideras de su
admitir, aunque frecuentemente se acompa- huerto, del que obtuvo en esa primavera 4
ñan de descripciones cuyo valor científico onzas y 2 dracmas. '
hemos apreciado con rigurosa exactitud al
ocupanlos del Cotoneaster. Para la mas 12-Septiembre-1873. DOS PALABRAS
completa imparcialidad dejaremos al SOBRE EL ARN/CA ENARAGóN. 4 c.
cuidado de los botánicos las plantas raras Borrador de artículo en el que D. José
que nosotros admitimos. Cita a continua- con muy bella prosa se admira de la enorme
ción 20 especies, de las cuales todavía ve popularidad que goza el Anlica entre los
dudosas opone objeciones a 7. Para profesores sanitarios aragoneses, cuando
recalcar el escaso peso específico del Loscos y Pardo después de recorrer buena
trabajo de Hergueta, Pardo enumera hasta parte del país no la han visto nunca, y la
16 plantas raras que c1'ecen en las inmedia- ,citan sólo aludiendo a escritos de otros
ciones de los Baños de Segura citadas por autores. Dado que por lo general se refieren
Asso y no por este boticario. casi siempre a la conocida Inula helenioides
Aunque este estudio es de Pardo y la o Tabaco de montaña -con menos
letra es también suya de manera indudable, frecuencia la L salicina y la L montana..,
al final aparece la firma y la níbrica de trató de indagar entre la clase médica sobre
Loscos, tal como hemos visto en algún otro las virtudes terapéuticas de esta planta en

24
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdin Botánico de Valencia, IV

lesiones contusas, usada en forma de tintu- la trascendencia medicinal de la Digitalis


ra, obteniendo siempre buenas opiniones. purpurea, planta que tan sólo se da en
De todas formas se plantea ¿qué deberá A
Aragón en zonas altas del Pirineo o del
servir un boticario cuando en Aragón se Moncayo, y dado que crecen bien en los
prescriba Árnica, la forma botánica conoci- lugares más bajos otras formas del mismo
da por tal nombre o el que allí le atribuye la género como la D. ferruginea, D. parViflOr(l
gente? Fue publicado con igual título en y D. Lutea, a las que diversos estudios
1873 en La Farmacia Espajiola, 5, 572- atribuyen muy parecidas propiedades,
573. entiende que bien pudieran utilizarse en su
sustitución. Trae para ello las más acredita-
2o-Diciembre-1875. GACETILLA. 4 c. das opiniones, desde el mismo Linneo al
Borrador de artículo divulgativo sobre Diccionario de Farmacia, pasado por
el cultivo de adormideras, no solo como Loeches, Teixidor y Del Amo, más sus
cuestión de economía sino tambien como treinta años largos de ejercicio profesional
cuestión de salud pública. Habla de la preparando medicamentos según prescrip-
insistencia que hay que hacer desde los ción de numerosos médicos a base de D.
medios de comunicación para su fomento, lutea con los mejores resultados. Publicado
como antaño se hizo con la promoción de la con el mismo título en 1877 en La Farma-
explotación de la patata. Dado que el cia Espmlola, 9, 395-396.
momento más delicado de aquél cultivo es
el de la germinación de la planta, recuerda 28-Agosto-1882. OPIO DE ARAGÓN.
los cuidados que deben tenerse entonces, 1 c.
cuidados que en ocasiones son insuficientes Nota brevísima sobre el asunto.
para obtener una cosecha regular de
adormideras. Con amenidad plantea a sus ADORMIDERAS Y
8-Agosto-1882.
lectores la posible causa de estos fallos, e OPIO DEL BAJO ARAGÓN. 25 c.
incluso se permite ofrecer en recompensa Extenso informe en borrador que
un par de cabezas de Adormideras de las redactó en Torrecilla de Alcañiz sobre el
mejores, si bien les apunta que él ha asunto, que presentó en fonna de Memoria
resuelto el problema sin más que usar a la Exposición Farmacéutica Nacional, y
semillas obtenidas en otros campos no que a su vez repartía extractado a quienes
lejanos. Publicado como El cultivo de la recurrían a él solicitando· información sobre
adormidera el 30 de diciembre de 1875 en el cultivo y explotación de las adormideras.
La Farmacia Españo/a, 7 (52), 820-821. Le sigue carta que comentamos aparte a su
hermano Mariano, fechada el 4 de septiem-
29-Mayo-1876. OPIO. 1 c. bre de 1882
Hoja con anotaciones sobre los jornales
empleados en la recolección de sus adormi- 1882? RESUMEN DE LA MFMORlA
deras y su importe. DEL OPIO. 2 c.
Nota explicativa de los resultados de los
6-Junio-1877. DIGITAL. 6 c. análisis cualitativos y cuantitativos del Opio
Borrador de artículo en el que, ejempli- de Aragón, con un 8'26 % de morfina, muy
ficando con el caso de esta planta, se superiores a los que ofrece el de importa-
propone Pardo probar que la sustitución de ción que suele oscilar entre el 3 y el 4 %, tal
una especie por otra análoga, hecha con el como recogió La Farmacia Española en el
consentimiento del médico, puede ofrecer año 76. No obstante a esto, al ser ofrecido
grandes ventajas en determinadas ocasio- el producto a los farmacéuticos madrileños
nes. Efectivamente, estando de acuerdo en ni siquiera uno quiso adquirirlo, incluso

25
Flora Montíberica 7 (X:-1997)

encopetado Dr. hubo que afirmó contenía vida profesional, aunque le costara más
mucho acíbar. ¡Que horror! No hay dispa- caro.
rate que no lo haya dicho algún filósofo ... Tras muchos años pues de explotación
No es esta la mejor manera de animar a los para el uso particular de su botica, tiene
que se dedican a la obtención de productos perfectamente claro que el cultivo de ador-
nacionales en compentencia con los mideras es de 10 más sencillo y requiere
extranjeros. muy pocos cuidados como corresponde a
una planta espontánea del terreno. Apro-
15-Febrero-1883. [ADORMIDERAS Y vecha tierras de secano, se recolecta en
OPIO, EXPERIENCIAS PERSONALES}. 7 primavera antes que los cereales y se em-
c. plea para ello con muy buenos resultados
Parece borrador de carta dirigida por mano de obra femenina. El opio obtenido
Pardo a D. Ignacio Vives, pero que aborda- es de calidad netamente superior al que lle-
mos aquí pues es un interesantísimo resu- ga del extranjero, no pocas veces adul-
men de sus experiendas personales. en la terado por los intermediarios, tal como han
explotación de adormideras, entre otras demostrado los numerosos análisis practi-
cosas por la imagen que transmite nuestro cados que dan por término medio 8'26 % de
personaje de erudito y práctico, a la vez que morfina, así como la certificación de nume-
amante de las producciones de su tierra. rosos farmacéuticos, médicos, cirujanos y
Explica como su interés por el tema veterinarios que lo han usado por sistema.
procede de la memoria que en 1868 Con todas estas ventajas, más la posibilidad
presentó D. Pablo Fernández a la Exposi- de ahorrar cada año muchos millones de
ción Aragonesa de Zaragoza, premiada con pesetas que deben salir al extranjero para
Medalla de Oro y publicada un año importar opio medicinal, son motivos sufi-
a
después. Pese a estudiarla fondo, hasta el dentes para que desde el gobierno se im-
otoño del 71 no se decidió a sembrar ador- pulse una campaña de promoción de su
mideras, y ello con toda la descorrfianza explotación en el país.
que se podía tener al ensayar tan nuevo
cultivo en este país. El resultado no pudo 25-Noviembre-1888. NOTA:. EL OPIO
ser más espectacular, pues pOr la venta de ... 1 c.
los· 173 grs. de opio que obtuvo y de la Breve apunte en el que constata que el
arroba y media de cabezuelas rayadas opio pierde con el tiemw muchas de sus
percibió, gastos de explotación aparte, más propiedades.
de 77 pts. de un terreno por el que apenas
habría obtenido 15 pts. de arriendo. Lástima 28-Enero-1889. LA BELLADONA. 7 c.
que al año siguiente bajara en picado el Borrador de artículo en el que aparece
precio del opio a menos de la mitad de la la mejor vena literaria de P\u-do, socarrón y
pasada temporada, y que las cabezuelas sentenciudo, como corresponde a un acaba-
debieran usarse sólo como combustible. Así do tipo ,de aragonés. Efectivamente, toman-
se desvaneció enseguida el pequeño interés do como escusa el cura del cuento que
que ante la insistencia de Pardo habían todos los domingos repetía en la misa el
mostrado unos pocos cultivadores, máxime mismo sermón, sin tener la menor intencíón
viendo la escasa colaboración de los de variar de tema mientras sus feligreses no
profesores a la hora de ensayar en sus diesen muestras de enmienda, bromea con
recetas el opio del país. Todo en jin el farmacéutico de Barcelona Sr. Marqués
conspiró á que el farmacéutico volviera á que se admira en un periodíco de la
quedarse solo proponiéndose, buen arago- profesión de la oportunidad que pierden 'Sus
nés, no usar otro en su despacho en toda su colegas de cultivar su propia belladona a

26
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

partir de la simiente que él les puede 4-Mayo-1889. LA BELLADONA. VÉA-


proporcionar mediante su correspondiente SE LA FARM~ ESP~ N° 9, pAG. 35. 4 c.
pesetuela, en lo cual el Sr. Marqués como Copia de articulo que quiere ser
buen comerciante catalan no hace mas que continuación del anterior o, lo que es lo
una cosa muy justa, aunque sea Ull Sr. mismo, volver a la carga con el sermón del
Marqués ... Ay Sr. Marqués! no tenga f': cura citado. Primero se felicita de la llegada
que e~añarlo, porque ya se yo que hay de la primavera, su estación preferida, todo
quien, sin peseta ni nada, gratis et amare, lo contrario del invierno que lo pasa de-
da la tal semilla a cuantos se la piden, y seando que se acabe y cuando acaba, me
aún paga el coste del correo, y tampoco le paso el tiempo temiendo que vuelva. Luego
hacen caso ... y predica que te predicarás también se congratula, con algo de retintín,
... ni mas ni menos que el Cura aquel de de que el Sr. Marqués de Barcelona anuncie
/ltro. cuento. No ha habido Ull0 que haya la venta de belladona cosechada por dos
dado aviso siquiera del resultado obtenido farmacéuticos aragoneses. De todas formas
con la semilla que algunos han recibido. el grueso del sermón trata de recalcar la
Pasa a continuación a fustigar a los compa- importancia de conocer bien la flora de la
ñeros tresillistas y casineros, instándoles a provincia, pues hay veces que no es
producir sus propios remedios ahorrándose necesario cultivar plantas medicinales que
el adquirirlos de fuera, para lo cual poma el la naturaleza ofrece en buena cantidad.
ejemplo de su antiguo compañero Loscos: Recuerda con ironía el viejo proyecto
Vaya un ejemplo entre otros mil. Venía un de un director del Instituto de Ternel, que
día cubierto regularmente de polvo y de confiaba en el ingeniero de montes de la
sudor según costumbre de uno de sus provincia para que hiciese la flora completa
paseos de exploración, venía tal vez muy de la misma, cuando es tarea de mucho
satisfecho por haber podido recoger datos tiempo 'y muchas personas, cosa que por
con que resolver algún problema botánico ejemplo podrían abordar en mejores
de los que constantemente llevaba entre condiciones los profesores farmacéuticos si
manos, cuando acertó a tropezar ya cerca se ocupara cada uno de herborizar en su
de la población con cierto pretencioso propio partido. Pero no se muestra nada
individuo que le dijo: "¡Ola! parece que optimista, pues sabe bien que las cosas
viene f: muy cargado de yerbas, ¿tiene V; marchas de tal manera, la indiferencia con
muchos conejos?". El tal preguntador era que estos estudios son mirados tanto desde
no menos que un profesor de ciencias las altas regiones como desde la inferiores
médicas que conocía bien y sabía lo que es tan grande ... por eso mis dudas y mi
Lascas buscaba, y lo que Lascas valía. El poca esperanza. Mientras tanto no está de
tal socarrón contaba el sucedido a otros más fomentar estos cultivos de plantas
compadres como si hubiera hecho una medicinales, así como el estímulo para
gracia. Concluye repasando las ventajas del conocer las que conviven cerca del lugar de
cultivo de la belladona y de otros productos residencia. De nuevo bajo el epígrafe La
como el acónito, para finalizar pesimista: Belladona, se publicó el trabajo en 1889 en
¿Será preciso repetir el sermón otra y otra La Farmacia Espaíiola, 21,325-326.
vez? Mucho me temo que sí.
Fue publicado este artículo con el
mismo encabezamiento el 28 de febrero de
1889 en La Farmacia Española, 21 (9),
l-Julío-1890. DIOSCÓRlDES DE MI
LUGAR l° JUliO 90. UN CENIENAR
POCO MAs DE YERBAS MEDICINALES,
°
135-136. ALGUNAS CUL11VADAS DE MI LUGAR,
Y ALGUNAS OTRAS QUE NO LO SON.
ARtiCULO SIN PIES Ni CABEZA, ES-

27
Flora Montiberica 7 (X-1997)

CRIro EN PROSA VULGAR, A VUElA abundantes porque los chiquillos los persi-
PLUMA Y DE MEMORIA. 38 c. guen á muerte destrozándolos sin piedad
Texto escrito y redactado por Pardo con para hacer sus trabucos), Hinojo, Apio (no
muy bella caligrafía. posiblemente pensan- debe confundirse con el Sium nodijIorum
do en un principio enviarlo enseguida a que es de poca confianza), Grama. Esparra-
algún periódico o revista, que, tal como se- guera, Peregil, Hiedra terrestre, Lepidio,
ñala el título, es una poética descripción de Valeriana. Belladona. Acónito, Azafrán,
los buenos remedios médicos que ofrece la Olivo, Inula, Amapola o Ababol, Adormi-
naturaleza, escrito en tono didáctico toman- dera, Escorzonera, Berro, Achilea o Camo-
do como base argumental el paseo por el mila de la sierra, Capilera, Adonis, Almen-
campo en una luminosa mañana primaveral dro, Arenaria, Aristolochias, Gayuba,
de dos naturalistas, uno joven que represen- Arundo, Cañas, Avena. Borraja. Bryonia,
ta lafarmacia que viene, el otro viejo, Par- Caléndula, Cáñamo, Ceterach officinarum
do, la farmacia que se va ... El uno con o Doradilla, Celidonia. Achicoria (así
natural deseo de aprender, el otro con llamado el Thryncia hispida y no el
propósito de no olvidar del todo .., los Cychorium i11tybus), Cicuta, Sinfito Petreo
labradores que madrugan los miran con o Suelda consuelda o Coris monspe/iensis,
cierta curiosidad; están poco acostumbra- Membrillo, Cinoglosas, Estramonio, Clave-
dos a ver sel10ritos por las calles a tales les, Espuela de caballero, Vivorera, Lente-
horas ... Parecen dos amigos que van de jas, Eryngillm campestre o Cardo corredor,
caza. Pero no llevan armas ... No señor, Higuera. Fresas, Fresnos, Fumisterre o Hi-
aunque su traje es de camino no llevan mas pecOllm grandijIorum, Pamplina o Hipe-
armas que su báculo, alguna navaja o coum Bentham, Fumarias, Cuajaleche o
cuchillo para cortar o arrancar yerbas, su Galium vemum, Cascaula o Genista hispa-
libro de memorias, su lente y ... nada más. nica, Zocollada o Globularia alypum,
Dispuesto a dar cuenta de las bondades de Yedra o Hedera helix, Herniaria fruticosa,
los remedios naturales, describe uno a uno Hippocrepis, Hordeum vulgare o Cebada,
los que le salen al paso en su hipotético Humalus lupulus, Hipericon, Sanguinaria
paseo. Al principio remarca con el subra- ellecebrum, Yerba paste~ Jazmín, Nogal,
yado el nombre común -más raramente el Enebro, Lechuga. Lappa lampaza o Bar-
latino, que destacamos en cursiva cuando dana o Cachurrera, Malva lavatera. Diente
va completo-, y hace una somera descrip- de león, Lino, Marrubio, Melilotus, Mercu-
ción de sus virtudes, de algunas curiosida-' rial, Ophris, Salix, Orégano, Adormidera,
des que el vulgo ve en éllas, o de los luga- Parietaria o Caracolera, Yerba carmín,
res donde habitan. Phlomis o Candilera. Phragmites o Carrizo
Así trata por este orden de las siguientes O Cañeta, Physalis o Alqu~uenjes, Pimpi-
especies: Digital o Manisuleta. Dulcamara. nella o Anís, Pino, LentisCo, Therevinto,
Buglosa. Camedrio, Centaurea menor, zar- Plantaina o P. Major, Plumbago o Velesa o
zaparrilla del país, Asperula, Violetas, Li- Gata rabiosa, Polypodio, Alamo negro,
tospermum fruticosum o Rocheta, Rham11t.lS Verdolaga, Pimpinela. Prunus, Granado,
alatenms o Carrasquilla. Ajenjos, Pyre- Rosa, Rubia, Brusco, Ruda. Santolina o
thrum parthenium o Camomila. Sedum Guardarropa. Ajedrea, Saxífraga paniculata
altisimmum, Alhelí triste, Salvia, Espliego, o Bálsamo, Escabiosa, Escrofularia. Yerba
Tomillo, Romero, Melisa o Torongil, Cala- ca1lera o Bálsamo, Siempreviva o Semper-
minta, Nepeta, Té de Aragón, Cabezuela o vivum tectonJm, Albahaca. Sideritis serra-
Cuchara de pastor, Beleño, Ontinilla, Bufa- ta, Silybllm marianum, Mostaza. Erysimo o
laga, Mentha saliva, Mentha pulegium, Sisimbrium officinalis, Yerba mora o To-
Malvavisco, Malvas, Sauqueros (poco matera borde, Sonchus tenerirnus o Lecha-

28
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

cino o Letacino, Sinfito O Suelda consuelda, de la primera vez que cita el Vencetósigo,
Tanaceto, Teucrium o Pinillo oloroso, allá por el número 148, cuando ya solamen-
Thapsia, Tribulus, Trifolios, Trigonella, te deja el nombre de la planta seguido de
Trigo, Tusílago o Uña de caballo, Verbas':" espacios en blanco, muy posiblemente a la
cum Thapsus o Gordolobo, Verbena, espera de seguir consignando allí más
Trinitaria, Vencetóxigo, Vid, Becabunga, adelante sus propiedades médicas, cosa que
Vinca o Yerba doncella, Viscum, Xeran- nunca pudo culminar.
themum, Zizyphus, Ye;z;go, Zanahoria, Za- Por otra parte el número exacto de
ragatona, Abrotano, Acedera, Agalla, Aga- yerbas medicinales del Dioscórides de su
rico de encina, Agrimonia, Ajos, Betonica, lugar no tiene por que ser exactamente el
Boj, Botris, Arrayán o Mirto, Artemisa, que consigna, toda vez que al comienzo,
Avellana, Calabaza, Azucena, Azufaifo, cuando se recrea en el paseo, cita varias que
Balsamina, Caléndula, Camepiteo, Cardo o no numera y luego más tarde repite otras
Cynara cardullculus, Carrizo, Cebada, dos veces. Y es que desde el número 151,
Cebolla, Centeno, Cilantro, Cirosbato, Ci- cuando las registra por riguroso orden
prés, Ciruelo, Cohombrillo amargo,' Comi- alfabético sin acompañarlas de comentario
nos, Hojas de Santa María, Fraxinella, En- alguno, se limita a seguir la relación de
cina, Estafisagria, Fresno, Gatufía, Guindo, productos vegetales de la Farmacopea
Haba, Helecho macho, Higuera, Hipocis- Oficial, a la espera de alfabetizar a su vez
tido, Hisopo, Laurel, Laurel real, Lechuga, más adelante las que menciona y glosa al
Lino, Mandrágora, Manzanilla, Cotula, principio. El artículo evidentemente quedó
Matricaria, Manzano, Mejorana, Meloco- inconcluso, pues la tarea que emprendió de
tón, Melón, Membrillo, Menta Piperita, divulgar las plantas de los alrededores de su
Moral, Mostazas, Nabo, Nicotiana, Nogal, pueblo susceptibles de aprovechamiento
Ortiga, Palma, Patata, 'Peonia, Pepino, médico; en una primera instancia le desbor-
Pimiento, Pino, Poleo, Polio, Polipodio, dó. Resultan significativas en este sentido
Potentila, Rharnno cathartico, Regaliz, las palabras con las que cierra su escrito,
Ricino, Romero, Rosas, Rubia, Salep, San- ¿Pero pondremos todas las [plantas} de la
día, Sangs. may., Saponaria, Sauce, Sen, Serie ó solo las de Torrecilla? Es decir,
Serpol, Tanaceto, Tapsia, Tarax.acon, que se plantea extender este proyecto de los
Tartago, Té de Espafía, Tomate, Tomillo, remedios populares a todo Aragón.
TOMSCO, Tussilago, Valeriana, Vencetoxi- En cualquier caso, este trabajo es una
go, Yedra, Zanahoria y Zumaque. muestra más del talante práctico, divulga-
Según la propia numeración que deja dor y publicista de nuestro profesor, con
Pardo junto a los nombres, se ocupa éste de una interesantísima primera parte tanto
256 especies, si bien veremos como lo hace desde un punto de vista etnológico por su
de muy distinta forma. Efectivamente, hasta contenido médico-popular~ como linguís-
poco antes de alcanzar la centena, las des- tico por la variedad de nombres con los que
cripciones de las mismas van en el contexto la gente conocía las especies que menciona.
literario del paseo botánico que plantea al La primera parte del texto, justo en el
comienzo. Mas, resulta ciertamente dificil momento en el que los dos botánicos
mantener el hilo argumental ante la avalan- regresan a sus Casas cuando el sol está cerca
cha de plantas medicinales que salen a su de su su cénit, cierra la narración para
paso y, pasada esa fase, se limita a citar el publicarlo en 1890 con el título de Un
resto de las especies consignando a palo paseo botánico, en La Farmacia Española,
seco sus virtudes, desprovistas ya de las 22,616-618.
consideraciones argumentales de antes.
Culmina esta parquedad descriptiva a partir

29
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Julio-1890. PlANTAS MEDICINALES Plantas medicinales debían tener como


DEL PAÍs. POR ABECEDARIO. JUliO, . destinatarios a personas ya más preparadas,
1890. FARMACOPEA ESPAÑOLA. MA.. del tipo de boticarios y otros sanitarios.
TERIA FARMACÉU11CA. COPIA liTE- Dado su carácter parcial, el mayor interés
RAL. 18 c. del trabajo creemos que quizás esté en la
Con muy bella caligrafia describe 88 variedad de nombres populares que deja de
plantas del terreno ordenadas alfabética- cada especie.
mente por el nombre más común, citando
las otras denominaciones populares, la cien- 1902?CARTA DE HONOR Y ADVER-
tífica, los lugares donde pueden hallarse, TENCIAS AL SR. D. JOSÉ PARDO SAS-
algunas de sus características botánicas, así TRÓN. 8 o.
la parte susceptible de aprovechamiento te- La Carta de Honor son 5 o. manuscritas
rapéutico. Dado que tan sólo alcanza hasta que firma Luis Siboni como secretario del
tenninar la letra E, la última que menciona jurado del certamen organizado por la
es la Enula, entendemos que el trabajo revista La Farmacia Moderna, que premió
quedó muy lejos de terminarse, y es, en a Pardo su Catálogo ó enumeración de
cierto modo, una especie de reordenación o todas las plantas de Torrecilla de Alcaíliz
complemento de su Dioscórides de mi (Feroe/) así espontáneas como cultivadas.
lugar, más abreviado pero asimismo Las 3 o. finales corresponden a las Adver-
inconcluso, aunque sin indicar nunca las tencias del autor. Dado que ambos textos
propiedades medicinales. fueron impresos en los preámbulos de la
Las formas botánicas que cita son las obra, omitimos aquí cualquier comentario.
siguientes según el mismo orden .de apa-
rición: Abrótano, Acedera, Acederilla, 1902? BORRADORES Y NOTAS AL
Acianos, Acónito, Achicoria, Adormidera, CATALOGO DE PLANTAS DE TORRE-
Agarico de Encina, Agrímonia, Ajenjo, CILlA DE ALCAÑ/Z. 172 c.
Ajo, Álamo negro, Alcaparro, Alholva, Al- Van al comienzo 2, 5 Y 6 c. con los
mendro amargo, Almendro dulce, Alque- preámbulos, seguidas de 159 c. más con el
quenje, Altea, Altramuz, Amapola, Anís, texto en sí. Al final se hallan también unas
Apio, Arenaria roja, Aristoloquia larga, hojitas sueltas con anotaciones sobre el
Aristoloquia redonda, Aristoloquia tenue, tema.
Árnica, Ato, Arrayán, Artemisa, Asaro,
Avellana, Avena, Azafrán, Azucena, Azu- 23-AbriI-190S. ruBRO DE HONOR].
faifo, Balsamina, Bardana, Becabunga, Be- 39f
leño, Belladona, Berberos, Berro, Betónica, Libro de firmas recogido en el homena-
Boj, Borraja, Botris, Brionia, Brusco, je celebrado por el Colegio de Farmacéuti-
Buglosa, Calabaza, Calaminta, Caléndula, cos de Zaragoza en honor\de D.José Pardo
Camedrios, Camepiteo, Cantueso, Caña, Sastrón, con motivo de haberle concedido
Cáñamo, Cardo, Cardo santo, Carquesia, las insignias de la Orden Civil de Alfonso
Carrizo, Cebada, Cebolla, Celidonia, Cen- XII. Tapas de cuero que llevan delante
taurea menor, Centeno, Cicuta, Cinoglosa, artísticas iniciales· en plata de IP.S. Se le
Cinorbato, Ciprés, Ciruelo, Clave~ Cohom- ,entregó además una artística placa también
brillo, Colquico, Comino rústico, Costo de plata en el mismo homenaje. Manuscrito
hortense, Culantrillo, Dictamo blanco, Di- en su totalidad, consta de una introducción
gital, Doradilla, Dulcamara, Eleboro anónima, un soneto ¡Gloria a Pardo
blanco, Encina, Enebro y Enula. Sastrón! de Esteban Fernández y González,
Así como su Dioscórides parecía diri- Y los escritos y saludos de Luis Iturralde,
gido a un público plural y amplio, estas Vicente de Val y Julián (el más extenso de

30
J.M. de JAIME: Documentos del archivo de José Pardo en el Jrdín Botánico de Valencia, IV

todos, 3 f), Ramón Bosqued, Braulío médica de Zaragoza. Publicado posterior-


Armisen, Carlos Navarro y BaIlarín, Pablo mente en una revista cuyo nombre ignora-
Calvo Olivares, Ignacio Nocedales Duran.- mos, resulta curioso ver que en el borrador
go, BIas Sánchez de Rojas, José Sala y cita al alcalde de Tosos como uno de los
Torset, Juan M. Clemente, Antonio Cala- pacientes que ensayó el tratamiento, nom-
via, J. Manuel de la Orden, Manuel Ruiz bre que discretamente omitió en la publica-
Laso, Miguel García, Tomás Sánchez ción.
García, Ricardo J. Górriz, Francisco Trilla,
Ramón Puig, C. Asensio, Mariano Andrés s.f. ¿CÓMO SE ESCRIBE EL NOA-1-
Raños, Manuel Sorolla, Conrado Hemán- BRE SISTEM.A.llCO DE LA DA HLERA Ó
dez Pardo, Francisco Loscos, Felix Lucia, PAlMA? 1 c.
Hilarión Gimeno, Santiago Cosme?, Cons- Breve nota en la que se plantea esta
tantino Ríos, Constantino Ríos Sainz, Mi- duda comparando lo que dice la "Farma-
guel Antonio Faci, Gabriel Faci, Ignacio copea Española" de 1865 yel "Diccionario
Bosqued Guitarte, Francisco Sesé, Mariano de Farmacia" del mismo año.
Lahuerta y Ballester, Miguel Rived, Eloy
Chóliz, Antonio Armisen, Tomás Bayod y s.f. [PEliCANO}. 1 o.
Pérez, Miguel Jordán y Modesto Gimeno Anotaciones sobre esta planta a la que
Gasbás. da el número 489, seguramente el de la
Serie Imperfecta.
Enero-l906. [MAs CONSIDERACIO-
NES SOBRE EL CULTIVO DE ADOR- s.f.. [DISQUISICIONES BOTANICAS}.
MIDERAS}. I c. 20.
Borrador de carta dirigida al director del Es apenas un diminuto papel perdido
Diario de Avisos de Zaragoza, sobre el te- entre laS carpetas, pero bastante alecciona-
ma citado que según señala al margen dor sobre la forma que tenia Pardo de
quedó Inédito. Proyecto no enviado. Dado abordar los problemas que le planteaba la
el tono técnico de la misma la recensio- determinación de algunas especies botáni-
namos aquí, pues se ocupa de diversas cas. Es realmente un resto de página en
cuestiones relativas a este cultivo. blanco de una carta que le dirige un tal José
Mir, que aprovecha para tratar de determi-
1905.ADORMIDERAS. 1 c. nar sendos especímenes de los géneros
Todavía en este su último año de vída Viola, Alysum y Verbascum que no pare-
tuvo a gala registrar las extracciones de cen, por los detalles que cuidadosamente
opio que hizo en su huerto de Valdealgorfa especifica, ninguna de las especies conoci-
durante el mes de mayo das.

s.f. ASPERULA AR/STATA, llNN. FIL.


2c. BffiLIOGRAFÍA
Borrador de artículo comentando las
vírtudes de esta especie como poderoso JAIME LORÉN, J.M. de (1996, 97a, 9Th)
diurético en casos de obstrucciones, cálcu- Documentos del archivo de José Pardo
los, etc. Cita el uso que de élla se hace en Sastrón en el Jardín Botánico de Va-
otras regiones, los buenos resultados que ha len-cia: textos científicos, 1, II y m.
podido observar en varios casos, dosis pre- Flora Montiberica 4: 61-76, 5: 11-23,
cisas, así como los comentarios elogiosos 6: 48-59:
que mereció a Loscos en algunas de sus
colaboraciones en La Clínica, revísta (Recibido eI5-lJ-J997)

31
Flora Montiberica 7: 32-43 (X-1997)

SOBRE EL ORIGEN DE ALGUNAS ESPECIES VEGETALES


CULTIVADAS DEL SISTEMA mÉRICO

Emilio LAGUNA LUMBRERAS


Generalitat Valenciana. Consellería de Medio Ambiente. Servicio de Protección de
Especies. cl Arquitecto Alfaro, 39, 6°. 46011 VALENCIA.

RESUMEN: Se analizan datos sobre la corología de 60 especies cultivadas presentes


en el Sistema Ibérico (centro y este de España). Se utiliza para ello la excelente revisión
sobre parientes silvestres de las plantas cultivadas nativas de Europa, recientemente publi-
cada por HEYWOOD & ZOHARY (1995). Dicha revisión permite mejorar notablemente
las asignaciones corológicas de los textos botánicos sobre esta zona.

SUMMARY: About the origin o/sorne cultivatedplant species from lberic Mountains
(Central and Eastem Spain) - Data about distribution of 60 cultivated plant species -which
are present in the Iberic Mountains (Central and Eastern Spain)- are analysed, using the
excellent, recent review on wild relatives of cultivated plants natives to Europe, published
by HEYWOOD & ZOHARY (1995). That review allows a significative improvement of
the chorological plant typifications for local botanical texts.

INTRODUCCION especies de nuestra flora. Revisando los


datos existentes sobre las flora del
Recientemente ha visto la luz un tra- Sistema Ibérico, se observa que, con fre-
bajo ampliamente esperado, del que son cuencia, muchas de las especies cuyo
autores HEYWOOD & ZOHARY (1995). origen y distribución nativa se aclaran en
Se trata del catálogo sobre los parientes el trabajo de HEYWOOD & ZOHARY
silvestres de las plantas cultivadas nativas (op. cit.) tienén en nuestras "floras" (p.ej.,
en Europa, que además de en su versión BOLOS et al., 1990; \ MATEO, 1990;
de artículo -en la revista "Flora Medite- MATEO & CRESPO 1990 Y 1995; MA-
rranea".., se ha difundido como' pequeño TEO & FIGUEROLA, 1987; SAMa,
libro editado por el Consejo de Europa y 1995) diversos errores de asignación, o
la administración regional agrícola y incluso, más a menudo, se designan como
forestal de Sicilia. En esta obra, los Ores. especíes de areal nativo aesconocido. A
Vernon H. Heywood y Daniel Zohary, continuación se analizan los casos de
dos de las más grandes autoridades cientí- hasta 60 especies en los que, a nuestro
ficas de la Botánica moderna, recogen y entender, el trabajo consultado permite
comentan los orígenes de muchas de las establecer mejoras y comentarios a las
especies cultivadas y actualmente natura- asignaciones corológicas citadas.
lizadas en el continente europeo.

La lectura del catálogo es amena y, al NOMENCLATURA


tiempo que didáctica, permite aclarar nu-
merosas dudas y plantear no menos cues- A efectos de evitar la confusión termi-
tiones sobre el origen de algunas de las nológica, y aun a riesgo de que las pala-

32
E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

bras empleadas son utilizadas en ocasio- tal de la cuenca del Mare Nostrum, desde
nes con más de un sentido, hemos prefe- Portugal hasta el sur de Francia y Sicílía.
rido emplear los siguientes términos y Si tenemos en cuenta que la máxima di-
significados: versidad del género se alcanza en la Pe-
nínsula Ibérica (GÓMEZ-CAMPO, como
- Sílvestre: Planta que vive en un te- pers.) no sería sorprendente su-poner que
rritorio fuera de cultivo, sea originaria o el origen del taxon se hallara precisa-
naturalízada. mente en estos territorios, rozando por su
- Originaria o nativa: Planta oriunda extremo septentrional al Sistema Ibérico.
del área a la que se refiere (esto es, au-
tóctona en origen) Armorac;a rusticana P. Gaertn., B. Me-
- Naturalizada o asilvestrada: Planta yer & Scherb. - El rábano rusticano, del
no oriunda de un terreno, pero que se ha que existe alguna cita en el Sistema Ibéri-
hecho sílvestre al escaparse de cultivo co para la provincia de Teruel, sería origi-
(agrario, ornamental. etc.), o al r~produ­ narío del sur de Rusia y este de Ucrania.
cirse de modo natural en el seno de plan- siendo naturalizada en el resto de Europa;
taciones (forestal, etc.) donde está presente en casi todos los paí-
Cuando no se hacen otras referencias, ses. Convenimos con GÓMEZ-CAMPO
la cita a "los autores consultados" o "la (com. pers.) en que las poblaciones actua-
obra consultada", o simplemente "los les provienen de cultivos antiguos aban-
autores", corresponde a HEYWOOD & donados, sobre todo si tenemos en cuenta
ZOHARY (1995). que la especie no suele producir semilla
en nuestras latitudes.

COMENTARIOS AL Artemisia abrotanum L. - El abrótano es


r
CATALOGO una de tantas especies habitualmente con-
denadas a exhibir una interrogación en los
A continuación se comentan, taxon a apartados corológicos de nuestras claves
taxon, aquellos aspectos que hemos con- botánicas. HEYWOOD & ZOHARY (Lc.:
siderado de mayor interés para las espe- 407) aclaran que el origen de la especie
cies presentes en el Sistema Ibérico. Se debe centrarse en las regiones más meri-
han obviado los casos de especies citadas dionales de Europa.
por HEYWOOD & ZOHARy (op. cit.)
para los que la obra no aporta información Asparagus officinalis L. - Sabemos que
adicional o susceptible de discusión sobre la planta cultivada deriva de su homólogo
la ya conocida o amplíamente divulgada. silvestre, de amplia distribución medite-
rránea. Tarea diferente es separar bien lo
Allium porrum L. - Como era de prever, autóctono de 10 asilvestrado, quizá más
esta especie derivaría de su congénere A. corriente de lo que imaginamos; y, sobre
ampeloprassum L., de distribución paleo- todo, de las formas etioladas y poco espi-
templada, con el que guarda un innegable nescentes de A. acutifolills L., a las que
parecido morfológico, especialmente en quizá deba asignarse más de una cita de
A. officillalis en el Levante ibérico.
lo correspondiente a flores y frutos.

Antirrhinum majus L. - Aunque se suele Avena sativa L. (incl. A. byzanthina C.


indicar como planta de distribución medi- Koch) - Coincidiendo con otras especies
terránea en sentido amplío, su área nativa de esta relación, el origen del taxon actual
parece restringirse al extremo norocciden- no sería monogenético, sino que derivaría

33
Flora Montiberica 7 (X-1997)

de un pool formado conjuntamente por A. citando además su presencia como planta


sterilis L. y A. fatua L.; probablemente, silvestre en Baleares ni en Portugal.
como cabe sospechar en la mayoría de
casos parecidos, el hombre habría inter- Calendula officinalis L. - Aunque el ori-
venido en la selección genética para dar gen es aún incierto, los autores consulta-
lugar a las especies actuales. dos apuntan a una distribución oriunda del
S y W europeo. Cabe por tanto sospechar
Beta vu/gans L. - Sigue sin conocerse el que algunas poblaciones silvestres ibéri-
origen geográfico de la acelga, pero todos cas puedan tener origen autóctono; no es
los indicios apuntan a su generación a menos cierto, sin embargo, que 10 encon-
partir de uno o más ancestros silvestres de trado y herborizado suele coincidir a
la sect. Beta, siendo principales candida- menudo con cultívares ornamentales.
tos tres subespecies del taxon presentes en Convendría, en consecuencia, caracterizar
la Península Ibérica: maritima (L.) Arc. (= las posibles formas silvestres y diferen-
B. marítima L.), macrocarpa (Guss.) ciarlas claramente de las originadas a
TheU. (=B. macrocarpa Guss.), y patula partir de cultivos.
(Ait.) Ford-Lloyd & Williams (= B. pa-
lula Ait.). Al menos la primera de las Camelina sariva (L.) Crantz. - Aunque
citadas aparece, con mayor o menor ra- atribuimos a este taxon una amplia distri-
reza, en los ambientes litorales y prelito- bución eurasiática, es probable que las
rales de las estribaciones orientales del formas originarias de la especie proven- .
Sistema Ibérico; la segunda se ha citado gan exclusivamente del SE europeo y el
más al sur, en la provincia de Alicante, ya SWasiático.
en el entorno de influencia bética.
Cannabis sariva L. - La forma silvestre
Brassica napus J.... - Los autores no re- nativa, subsp. spontallea (Vavilov) Se...
suelven la interrogante planteada sobre el rebr. ex Serebr. & Sizov., se distribuye
área de la que el taxon sería oriundo, pero desde el centro de Asia hasta el SE euro-
aportan interesantes argume~tos que abo- peo; la presencia de C. sativa en territo-
garían por un origen hibridógeno entre rios más occidentales es claramente atri-
Brassica oleracea L., de distribución buible al asilvestramiento de las formas
atlántica europea, y B. rapa L. (= B. cam- cultivadas -subsp. saliVa y subsp. indica
\
pestris L.), de amplio areal en los Europa, (Lam.) Small & Cronq.- y no a la de la
así como en el suroeste y este asiático; el citada subespecie originaria.
área europea de B. rapa no alcanza los
territorios atlánticos (OÓMEZ-CAMPO, Castanea saril'4 L. - Eh área nativa del
como pers.), sino que se extiende hacia taxon parece centrarse eti, la zona centro-
oriente a partir del noreste ibérico. En meridional y oriental de Europa. Parece
consecuencia, la especie actual, conside- desecharse por tanto un p'osible origen
rada como anfidiploide, se habría origi- autóctono, en ocasiones invocado para las
nado en cultivo, una vez domesticada B. poblaciones del norte de España, para las
oleracea en ambientes mediterráneos. Que incluso se atribuía un carácter climá-
cico (XIMÉNEZ de EMBÚN, 1968). Su
Bl'omus inermis Leysser . . Aunque el presencia en el Sistema Ibérico es en
trabajo consultado no contradice la asig- general muy esporádica, sin duda por su
nación corológica más frecuente -taxon exigencia conjunta de suelos sueltos -
eurasiático-, considera dudosa la presen- preferentemente ácidos-, alta humedad
cia en España como planta nativa, no ambiental y moderación térmica.

34
E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

propio taxon, y su ancestro más probable


Ceratonia siliqua L. - No se aclara el quizá sea la coloquíntide, C. eoloeynthis
origen de la especie, aunque se aportan (L.) Schrader, frecuente en algunas áreas
datos de su amplia distribución natural én secas españolas, que también posee carác-
el sur de Europa, noroeste de Africa y ter de planta introducida y asilvestrada.
Oriente Medio. Como en otras especies
cultivadas desde antiguo (p.ej., Olea eu- Crataegus azarolus L. - Su origen es me-
ropea L.) es prácticamente imposible diterráneo-oriental. HEYWOOD & ZO-
distinguir si un ejemplar es originario del HARY (l.c.: 394) indican que está natura-
territorio O si, por el contrario, procede de lizado en algunas zonas del sur de Europa,
la dispersión de semillas de los pies culti- citando entre otros países a España; por lo
vados -plantas "bordes" o asilvestradas-o que respecta al Sistema Ibérico, nuestras
Su presencia en el Sistema Ibérico se observaciones ponen en entredicho esa
restringe fundamentalmente a los enclaves afirmación, ya que no se observan nuevos
termófilos levantinos, donde a menudo se ejemplares nacidos a partir de los cultiva-
observan dos formas bien integradas en dos, sino antiguos ejemplares agrarios
los hábitats naturales: i) plantas rupícolas abandonados. Habitualmente, los acerolos
o subrupícolas de escaso porte y ramas -o aceroleros- españoles se han injertado,
poco intricadas, frecuentes en las inme- utilizando como patrones los pies de di-
diaciones de antiguos cultivos abandona- versas especies autóctonas de Crataeglls.
dos de la especie, y ii) plantas densas que
tapizan acantilados costeros -especial- Crocus sativus L. - El origen del azafrán
mente en las serranías litorales del centro sigue siendo incierto, aunque la hipótesis
y norte de Castellón-. Si de algunas cabe más probable es la de haberse originado
sospechar un verdadero carácter autóc- en cultivo a partir de Crocus eartwrigh-
tono es sin duda de las segundas, que tianus Herbert, propio del sur de Grecia.
además suelen coincidir con la presencia
de los ejemplares de Olea europea más Cynara cardunculus L. (incl. C. sco/ymus
marcadamente tendentes a la varo sylves- L.) - La forma silvestre, var. sy/vestris
tris (Miller) Lehr. (Lam.) Fiod, es nativa del NW de Africa
y del área mediterránea europea, incluida
Cichorium endivia L. - La forma silvestre la Península Ibérica. Algo bien diferente
de la endivia y la escarola, la C. endivia es distinguir dicha variedad, si es que se
L. subsp. divaricatum (Schousboe) P.D. encuentra en el Sistema Ibérico, de las
Sell, a la que habitualmente se atribuye un formas asilvestradas escapadas de cultivo,
origen desconocido, sería nativa de la tanto de la C. cardunculus subsp. eardun-
Europa mediterránea, el NW de Africa y eulus -cardo comestible- como de la
el SW de Asia. Se plantean sin embargo subsp. sco/ymus (L.) Hayek (=c. seo-
problemas semejantes al descrito más lymus L.) -alcachofa, alcaucil o alcancil-;
adelante para Cynara cardunculus, al ser habitualmente, nuestras C. eardunculus
dificil la distinción entre las formas origi- corresponden a ejemplares provinientes
narias y las escapadas de cultivo. de cultivo, que raramente se alejan de los
campos de los que procedían sus parenta-
Citrullus lanatus (Thunb.) Mats. & Nakai les, y que suelen conservar parecido mor-
- La sandía, uno de los táxones que habi- fológico con éstos -al menos en la primera
tualmente carecen de asignación coroló- generación-.
gica en nuestras "floras", no parece tener
formas silvestres originarias atribuibles al

35
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Cyperus sculentus L. - Los autores cítan a propagación, ya que a la forma silvestre


esta especie de diversos países del SW más habitual, el cabrahigo (var. caprafi-
europeo -entre otros Portugal y Francia cus Risso = varo rupestris Boiss. = varo
pero no España-, tanto para sus formas sy/vestris Lange) se le concede frecuen-
silvestres como para las asilvestradas de tementenula capacidad reproductiva,
carácter invasor. Queda sin embargo la atribuyéndosele la presencia de floración
duda de su verdadero origen, por lo que exclusivamente masculina ..no en vano
quizá sea recomendable mantener su fre- Linneo la bautizó como varo alldrogyna
cuente asignación como subtropical. L., sinónimo de los nombres varietales ya
citados-~ tampoco frecuenta las poblacio-
Chamomilla recutita (L.) Rauschert nes naturales, prefiriendo a menudo los
(=Matricaria chamomilla L.) - Los auto- ambientes urbanos. Por el contrario, los
res la consideran probablemente nativa pies' froctígenos se alejan de la ecología
del sur y este de Europam, por lo que del cabrahigo y suelen formar parte -al
podría tenerse por autóctona~ si bien su menos en nuestras latitudes- de la vegeta-
óptimo peninsular se halla probablemente ción riparia, coincidiendo con no pocas
en el extremo sudoccídental: territorio especies de las que se sospecha o conoce
luso..extremadurense y sectores próximos. su carácter alóctono (Vitis vinifera, Ju-
g/alls regia, etc.). Sin duda, la higuera
Eruca l'esicaria (L.) Cavo - Habitualmen- merecería estudios botánicos más detalla-
te se da al taxon sensu amplo una distribu- dos de los que hasta ahora se han reali-
ción mediterráneo-iranoturaniana (CRES- zado sobre ella.
PO & MATEO, 1995: 157~ GóMEZ
CAMPO, 1993: 390-392). HEYWOOD & Glycirrhiza glabra L. - Los autores cen-
ZOHARY (I.c.: 391), al.descender a gra- tran el origen de la planta en el SW asiáti-
dos taxonómicos inferiores, precisan aún co. Convendría pues, corregir la frecuente
más la distribución~ la subsp. saliva (Mi- asignacíón de la planta al grupo de espe-
ller) Thell. tendría un areal mediterráneo cies de origen euroasiático, que enmasca-
en sentido amplio, en tanto la subsp. raría un posible origen alóctono.
vesicaria podría ser un endemismo íbero-
balear. GÓMEZ-CAMPO (com. pers.) Hordeum vulgare L. - La cebada, a la que
considera probable que alguna población en ocasiones se ha atribuído un origen
del interior valenciano deba atribuirse al paleotropical, parece derivar de la especie
último taxon, eh tanto MATEO & silvestre H. spontanetlm C. Koch, propia
CRESPO (1990) la han citado como taxon del SW asiático, Chipre y Creta (REY-
relativamente corriente. Al respecto de la WOOD & ZOHARY,. I.c.). GÓMEZ-
dificultad en el análisis subespecífico CAMPO (com. pers.) Considera que su
basta remitir al lector a los comentarios de areal debe extenderse al riorte de Africa, y
GÓMEZ CAMPO (1.c.: 392). nos transfiere amablemente una referencia
de lL. MOLINA, según' la cual pudo
Ficus carica L. - Los autores del texto existir \unárea de domesticación en Ma-
analizado la consideran originaria del sur rruecos, donde actualmente se localizan
de Europa y territorios cercanos de Africa poblaciones.
y Asia, acabando así con la incertidumbre
habitualmente reflejada en nuestras claves Iris germanica L. - Sin duda el nombre
y trabajos corológicos (v.g., MATEO & específico de la planta es desafortunado,
CRESPO, 1995). Poco aclara el texto, sin como ocurre con algunas especies de
embargo, sobre el confuso aspecto de la nuestra flora (Corollilla valentina, Quer-

36
E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

eus eanariensis, Cupressus lusitanica, silvestres de su propia especie; HEY-


etc.). No se trata de una especie nativa del WOOD & ZOHARY (1.c.: 400) 10 rela-
C y N de Europa, sino del Mediterrán~o cionan especialmente con L. bienne Mi-
oriental. ller, planta de distribución mediterránea
frecuente en nuestras latitudes.
Isatis tinctoria L. - He aquí otra de tantas
especies para las que la referencia al ori- Lolium multiflorum Lam. - Aunque se la
gen geográfico se ha tenido que saldar cita habitualmente como holártica, esta
hasta el momento con una interrogante. El planta parece ser autóctona del sur de
texto analizado aclara que la planta pro- Europa, teniendo una distribución medite-
cede del SW asiático y el SE de Europa. rránea septentrional-o

Juglans regia L. - Se confirma la ya ex- Lupinus albus L. - El altramuz, habitual-


tendida hipótesis del origen balcánico de mente calificado como mediterráneo sell-
la especie. Dentro del Sistema Ib~rico, la su amplo, proviene de una forma específi-
planta parece preferir medios riparios de ca del Mediterráneo CE, la subsp. graeclls
montaña, donde se asilvestra con relativa (Boiss. & Spruner) Franco & P. Silva.
facilidad.
Malus domestica Borkh. (= M pumila
Lactuca sativa L. - A juzgar por los co- Miller) - Al igual que el peral, el manzano
mentarios de HEYWOOD & ZOHARY cultivado no parece existir de forma sil-
(l.c.: 409), parece que nos encontramos vestre, salvo en 10 correspondiente a
ante otra especie originada en cultivo, ejemplares asilvestrados, o más a menudo
probablemente a partir de L. serriola L. rebrotes de antiguos pies cultivados. Co-
mo en aquel caso, se sospecha que deriva-
Lathyrus odoratus L. - El guisante de ría de táxones genéticamente cercanos,
olor, cuya presencia en nuestras latitudes siendo el candidato más apropiado M syl-
suele ser más bien accidental -escapada a vestris (L.) Miller, tanto a través de la su-
menudo de cultivo ornamental-, no sería bespecie típica de óptimo europeo, como
planta de distribución mediterránea cen- de la subsp. orientalis (Uglitzkich) Bro-
tro-occidental, sino un posible endemismo wicz (=M. orientalis Uglitzkich), del área
del sur de Italia y Sicilia. turco-caucásica.

Lathyrus satil'us L. - Como en el caso del Matthiola incana (L.) R.Br. - El alhelí,
nabo, no resulta factible conocer el origen aunque muy probablemente autóctono de
geográfico pero sí el genético; HEY- regiones ibéricas norteñas -ya que su
WOOD & ZOHARY (l.c.: 397) aventuran origen parece centrarse en la zona septen-
que la planta podría provenir del L. cicera trional de las costas mediterráneas- al-
L., especie de amplia distribución en la canza escasamente las estribaciones lito-
cuenca mediterránea y el SWasiático. rales del Sistema Ibérico; como ya indican
MATEO & CRESPO (1995: 162) las
Lens culinaris Medicus - La lenteja deri- colonias observadas tendrían su origen en
varía probablemente de la especie L. el asilvestramiento a partir de ejemplares
orientalis (Boiss.) Schmahl., del Medite- cultivados. Estos ejemplares naturaliza-
rráneo oriental y SW asiático. dos, sin embargo, parecen revertir a la
forma etológica de sus parientes silves-
Linum ussitatissimum L. - El lino culti- tres, de tendencia claramente camefitica,
vado tampoco parece tener ancestros frente al porte anual o bianual de sus

37
Flora Montiberica 7 (X-1997)

congéneres cultivados. OÓMEZ-CAMPO quias y lindes de arrozales, donde se en-


(com. pers.) nos aporta datos para la dis- cuentran la mayoría de poblaciones de la
cusión sobre el origen de la especie, ya especie. La forma habitual de la planta es
que algunas poblaciones costeras iberoat- la de flor sencilla con tépalos blancos y
lánticas podrían tener carácter autóctono. corona amarillenta; otras formas diferen-
tes claramente derivadas de cultivo, como
Melissa officinalis L. .. La melísa o toron- las que poseen flores dobles, transforma-
gil, a la que habitualmente atribuimos un ción parcial de estambres en tépalos, o
origen euroasiático, sería realmente nativa perianto enteramente amarillento -subsp.
del sur de Europa, incluidas la Península aureus (Loisel.) Baker- sólo suelen de-
Ibérica y Baleares. Algo distinto es atre- tectarse en las inmediaciones de los nú-
verse a asegurar el origen autóctono de la cleos urbanos, pero no formando parte de
mayoría de poblaciones del Sistema Ibé- ambientes natUrales o seminatUrales.
rico, especialmente en su tramo oriental,
ya que a menudo exhiben caracteres que Nasturtium officinale R. Br. (=Rorippa
hacen pensar en el asilvestramiénto a nasturtium-aquaticum (L.) Hayek) - La
partir de formas cultivadas. forma diploide, subsp. o.fjieinale (=R.
nasturtium-aqllatiellm subsp. nastllrtillm-
Mentha spicata L. - El origen de la hier.. aquatieum), se distribuye por las regiones
babuena sigue siendo desconocido, aun- menos frías de Europa y Asia, con irra-
que HEYWOOD & ZOHARY (l.c.: 405) diación a las regiones tropicales asiáticas
apuntan que podría provenir del cultivo y y africanas . Su presencia en otros conti-
no de formas silvestres. Su híbrido con M. nentes parece responder a introducciones,
aquatica L., la conocida M x piperita L., tal y como indica MARTÍNEZ LABOR-
se originó en Gran Bretaña en el siglo DE (1993: 114). Aunque a menudo se cita
XVII y resulta habitualmente estéril. De como cosmopolita, es probable que los
su otro híbrido cultivado, el sándalo de estudios detallados sobre distribución de
jardín M x gentilis L. (= M arvensis L. x la especie permitan precisar un origen
spicata L.), se observan ()casionalmente más definido para el taxon. En cuanto a la
ejemplares a la venta en mercados y flo- forma tetraploide, N. microphyllum
risterías, por lo que cabe esperar su asil- Boenn. ex Rchb. (=R. nashlrtium-aquati..
vestramiento en un tiempo no muy lejano. el/m subsp. microphyl/a (Boenn. ex
Rchb.) O. Bolós & Vigo, R. mierophy//a
Narcissus tazetta L. - El junquillo, "na- (Boenn. ex Rchb.) Hyl.), HEYWOOD &
daleta" o narciso de olor, sería nativo de ZOHARY (l.c.: 389) no precisan la distri-
la región mediterránea y quizá del archi- bución.
piélago canario. Sin embargo, nuestras \
observaciones tanto en el Sistema Ibérico Olea europea L. varo sylvestris (MiIler)
como en otras áreas españolas, apuntan Lehr. - Los autores recuerdan el evidente
hacia un origen probablemente no silves- origen ~ilvestre de la planta en el sur de
tre, ya que la especie sólo suele propa- Europa,'incluyend() a la Península Ibérica
garse por vía vegetativa -a través de bul- e Islas Baleares. Como en el caso del
bos-. En la zona valenciana, donde era álgarrobo, nos encontramos ante plantas
tradicional su tenencia como planta orna- para las que el análisis debería bajar al
mental desde épocas antiguas -se le atri- casi imposible nivel del individuo, dada la
buye popularmente una posible dispersión fuerte interconexión entre los campos de
por la cultura árabe durante el medioevo-, cultivo y las poblaciones silvestres. El
se cultivó a menudo en bordes de ace- frecuente distanciamiento de algunos

38
r

E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

caracteres anatómicos de las poblaciones saber -cuestión quizá imposible de resol~


de los acantilados costeros respecto a los ver~ qué poblaciones de entre las actual-
de las formas cultivadas, hacen sospechªr mente conocidas son originarias -a veces
de su origen autóctono, al igual que en el con estructura forestal fuertemente modi-
caso de Ceratonia siliqua. ficada-, y cuáles son más bien el resultado
de la plantación· y posterior naturaliza-
Onobrychis viciifolia Scop. ~El origen ción. A nuestro entender, conviene man~
incierto del pipirigallo o esparceta queda tener al respecto una postura prudente,
resuelto por los autores, que confirman como ya hiciera FRANCO (1986).
que la planta procede de Centroeuropa,
desde Austria hasta el Mar Negro. No Pisum sativum L. - He aquí otra especie
obstante, la planta no tendría en origen de la que son confusas las referencias a
entidad específica, sino que provendría de plantas silvestres de las que proviniera.
la hibridación entre O. montana De. y O. Aunque se suele citar un posible origen
arenaría (Kit.) DC. centroasiático, HEYWOOD & ZOHARy
(J.c.: 397-398) indican la existencia de dos
Papaver somniferum L. - La subsp. som- formas silvestres europeas con las que la
nijerum, a la que solemos atribuir un planta cultivada estaría estrechamente re-
origen eurasiático-macaronésico, no seria lacionada: la subsp. elatius (Bieb.) Asch.
sino una forma derivada de las formas & Graebner (== P. elatills Bieb.), de distri-
diploides de la subsp. setigerum (DC.) bución mediterránea -incluida España- y
Arc., propio de la Macaronesia y el área la varo pumilio Meikle (== P. humi/e Boiss.
mediterránea centro-occidental. & Noe), distribuida desde Chipre al Cer-
cano Oriente.
Petroselinum crispum (Míller) A.W. Híll
~ El perejil, frecuentemente cultivado y a Populus nigra L. - Sin duda, ésta es una
menudo asilvestrado cerca de las pobla- de. las especies más polémicas del catá-
ciones o en las ruinas de viejas construc~ logo. Los autores la consideran originaria
ciones y monumentos~ procede probable~ del Mediterráneo central y oriental, en-
mente, según HEYWOOD & ZOHARY tendiendo que las poblaciones de la parte
(l.c.: 402), de las formas silvestres del SE occidental serían el resultado de planta-
europeo u Oriente Medio. Cabe atribuirle ciones y posteriores naturalizaciones. Esta
por tanto un posible origen mediterráneo- posición coincide con la defendida hasta
iranoturaniano. el momento por la mayoría de autores
españoles, incluída la revisión de Flora
Phalaris canariensis L. - La distribución lberica (v. SORIANO, 1993). Aunque la
de las formas originarias del taxon viene a opción de considerar el chopo como espe-
coincidir con la de óptimo mediterráneo- cie naturalizada en la Península Ibérica es
occidental y macaronésica que habitual~ evidente para los cultívares modernos,
mente se le atribuye (v. MATEO & invita a la discusión cuando nos referimos
CRESPO, 1995), aunque el trabajo de a las formas más tradicionales -p.ej., la
HEYWOOD & ZOHARY (l.c.: 414) acla~ conocida varo italica Münchh.-, dada su
ra que no seria espontánea del suroeste enorme extensión de presencia, la alta
europeo, sino del noroeste de Afríca. frecuencia de poblaciones silvestres en
zonas poco accesibles, y la escasez de
Pinus pinea L. - Los autores lo conside- auténticas plantaciones -éstas últimas son
ran autóctono del Mediterráneo Occiden- mucho más frecuentes para laB variedades
tal, desde Italia hacia el oeste. Queda por no acipresadas de chopo-~ la postura del

39
Flora Montiberica 7 (X-1997)
,

origen alóctono tendría una base científica


más sólida si. se confirma que las pobla- Prunus cerosas L. - Su distribución euro-
ciones de la especie pertenecen a un clon pea parece responder exclusivamente al
masculino -y que, en consecuencia, los asilvestramiento. El origen genético es,
ejemplares asilvestrados provendrían de posiblemente, un antiguo cruzamiento-
una propagación por vía exclusivamente entre P. avium L. y P. jruticosa Pallas.
vegetativa, mostrando en la naturaleza
una escasa diversidad genética-o Cabe /'runas domestica L. - El origen de los
igualmente la posibilidad de que la planta ciruelos (subsp. domestica e insititia (L.)
se introdujera accidentalmente o plantara Bonnier & Layens) sigue sin resolverse,
en época antigua de forma esporádica, y encontrándonos de nuevo ante una espe-
que protagonizara un fenómeno de expan- cie que no parece tener antecesores sil-
sión natural de grandes dimensiones sin vestres atribuibles al propio taxon. HEY-
necesidad de la ayuda del hombre, lo que WOOD & ZOHARY (l.c.: 394) apuntan
permitiría explicar los numerosos~ábitats que presenta gran cercanía genética con
inaccesibles que frecuentemente coloniza. P. cerajisera Ehr. (=P. divaricata Le-
Sin duda, la solución pasa en parte por el deb.), distribuido desde el Cercano Orien-
desarrollo de estudios detallados sobre la te hasta los Balcanes.
distribución de sexos y la diversidad ge-
nética de las poblaciones silvestres. Pyrus communis L. - El peral, ocasio-
nalmente naturalizado, parece derivar -o
Portulaca oleracea L. - Sin duda, la atri- al menos guarda una estrecha relación
bución de los apelativos "cosmopolita" o genética- de P. pyraster Borkh., de dis-
"subcosmopolita" plantean dudas a quie- tribución eurasiática. Como en el man-
nes los proponen, ya que al estudiar la zano, participarían probablemente en su
extensión del areal una planta de gran origen dos formas silvestres, la subsp.
distribución no puede diferenciarse fácil- pyraster, del centro~ sur y oeste europeo
mente entre los posibles orígenes de las (incluída España), y la subsp. caucasica
poblaciones~ no obstante, el escaso flujo Fedorov, turco-caucasiana.
natural de semillas entre América y Eu-
ropa -a lo sumo sólo factible para algunas Raphanus sativus L. - Especie, a la que
especies holárticas que primitivamente se suele atribuir una distribución eurasiá-
habrían cruzado el Estrecho de Bering en tica, que deriva probablemente de R. ra-
uno u otro sentido-, hace pensar que las phanistrum L., de amplia distribución en
plantas procedentes de las zonas de climas nuestras latitudes como ruderal y viaria.
suaves de aquel continente, tienen en el \

nuestro un origen claramente alóctono. Rosa gailica L. - Este esCaramujo, prede-


Desde ese punto de vista, no cabe por cesor de gran parte de los rosales cultiva-
menos que corregir el frecuente apelativo dos actuales, procede del sur y centro de
de "subcosmopolita" dado a esta especie, Europ~ desde Francia hasta Turquía y
ya que HEYWOOD y ZOHARY (tc.: Rusia. '
385-386) consideran que la planta tiene
origen mesoamericano. Aclaran, sin em- Salvia officinaiis L. - La salvia oficinal,
bargo, que su presencia en Europa seria tantas veces citada por confusión con
previa a los tiempos precolombinos -inte- otras especies autóctonas, se asilvestra
resante argumento para la discusión, no probablemente en nuestra zona con mayor
sólo de botánicos sino también de histo- dificultad de lo que la literatura nos hace
riadores-. pensar. En Europa es propia del Medite-

40
"
E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

rráneo oriental, desde la antigua Yugosla~ domesticación T. turgidum subsp. diccoc-


via hacia el este. cum y, a partir de él, la mayoría de los
cultivares actuales del tipo durllm. Las
Satureja hortensis L. ~ La pequeña ajé~ formas cultivadas del T. turgidum dieron
drea anual parece provenir de los países lugar, por hibridación con Ae. squarrosa,
ribereños del Mediterráneo centro~orien~ al T. aestivum.
tal. Su presencia en el Sistema Ibérico
parece responder siempre al asilvestra~ Jlins vinifera L. subsp. sylvestris (C.c.
miento esporádico a partir de ejemplares Gmelin) Hegi ~ El posible origen medite~
cultivados. rráneo sensll lato de esta especie nunca
tuvo mucho peso específico, como el de
Secale cereale L. ~ El centeno, otro de los otros muchos fanerótitos de vocación ri-
"huérfanos" corológicos más frecuentes paria que aparecen por nuestras latitudes
en nuestras floras y tratados botánicos, cerca de sus parientes cultivados (p.ej.,
proviene de los Balcanes, Orient~ Medio Juglalls regia). La obra consultada atribu-
y el Cáucaso. ye a la subespecie un origen asiático oc~
cidental cercano con nuestro concepto de
Trineu", L. sp. pI. (incl. Aegilops L. ) ~ táxones iranoturanianos.
Como ocurre con otras especies tratadas
en este artículo, no parece que la mayoría ,
de trigos cultivados se correspondan con DISClJSION
especies silvestres, sino que derivarían de
la domesticación de táxones diferentes, en El trabajo de los Ores. Heywood y
ocasiones progresivamente provinientes Zohary permite aclarar no pocas lagunas
de cultivo. Aunque el trabajo consultado de asignación corológica para las especies
no aclara el origen de todas las especies provinientes de cultivo. De hecho, casi
que habitualmente encontramos en el todas las plantas a las que solemos atri~
Sistema Ibérico ~a menudo en las mismas buir un origen desconocido pertenecen al
lindes de campos donde se plantaron en grupo de las cultivadas, y para muchas de
años anteriores~, sí especifica el caso de ellas el texto consultado ofrece una res~
los cultivares del tipo durum de Triticum puesta razonable sobre que ayuda a resol~
tllrgidum L. -tetraploide de genoma ver los interrogantes corológicos plantea~
AABB- y T. aestivlIm L. ~hexaploide de dos. Del análisis realizado sobre la flora
genoma AABBDD-. Se cree que las for- del Sistema Ibérico conviene destacar
mas silvestres que intervinieron en la especialmente los siguientes aspectos:
formación de estas especies fueron las
siguientes (NUEZ, como pers.): T. mono- A. La presencia de especies a las que
coccum L. ~genoma AA, presumiblemente se atribuye habitualmente un origen des~
originario de Oriente Próximo-, Aegilops conocido, o que se dan como exclusiva-
squarrosa -genoma DO, también del oeste mente autóctonas del Mediterráneo orien~
asiático-, y alguna especie diploide de tal, pero que quizá tendrían entre sus cen-
genoma BB, apuntándose a menudo como tros de origen la región mediterránea eu-
especie más probable Ae. speltoides ropea sensu lato, siendo en consecuencia
Tausch, del extremo suroriental de la susceptibles de considerarse nativas de es-
Península Balcánica. La hibridación entre ta zona (p. ej., Artemisia abrotamlm. Ce-
T. monococcum subsp. boeticum y Ae. ratonia siliqua, Chamomilla recutíta.
speltoldes habría dado lugar a T. turgidum Cynara cardunculus, Melissa officinalis,
subsp, dícoccoídes, del que se originó por etc.). Coinciden a menudo estos casos con

41
Flora Montiberica 7 (X-1997)

los de especies para las que resulta impo- pensamos que su origen pudo darse por
sible distinguir en la actualidad qué ejem- una mutación seleccionada favorablemen-
plares provendrían del asilvestramiento -a te por el ser humano-; este último caso
partir de disemínulos originados en sería aplicable sobre todo a las especies
plantas cultivadas- y cuáles serían estric- derivadas de un único parental silvestre
tamente nativos. Probablemente, la pro- (p.ej., Crocus sativus, Lactuca sativa,
fundización en el estudio de Su origen Lathyrus sativus, etc.). En paralelo, no es
biogeográfico pase por el estudio de los menos cierto que la generación en cultivo
mecanismos de dispersión de semillas, de las nuevas especies es tanto más pro-
siendo más fácil aceptar el origen autóc- bable cuanto menos contacto se mantiene
tono de especies donde la dispersión lon- con los parentales silvestres, evitándose el
gicua puede alcanzar grandes distancias retrocruzamiento y la reversión a los ca-
(p.ej., Olea europaea, Ceratonia siliqua u racteres originarios; o lo que es lo mismo,
otras especies parcial o totalmente omitó- que cabe la posibilidad de que muchas es-
coras), frente al de los táxones. cuyas pecies cultivadas se hayan generado lejos
semillas carecen de adaptaciones adecua- de las zonas donde crecen sus verdaderos
das para alejarse en exceso de la planta ancestros, lo que ayudaría a dificultar el
que las origina (p.ej., Melissa oflicinalis, estudio de su verdadera identidad.
Chamomilla recutita, etc.)
C. La confirmación del origen más lo-
B. La alta proporción de especies para calizado de algunas especies a las que se
las que la interpretación más razonable suele conceder una distribución nativa
sobre su origen es la de consi4erarlas más amplia. Sería el caso, por ejemplo de
generadas en cultivo. Quizá· el interrogan- Lathyros odoratus, Vitis vinífera subsp.
te más serio que se plantea en estos casos sylvestris~ etc.
es la falta de reversión de estas especies
hacia los genotipos originarios -con los D. La frecuente contradicción que, en
que sí suele haber sin embargo una la elaboración de nuestras "fioras", plan-
interfertilidad completa-o Podemos aportar tea el uso de términos como "cosmopoli-
dos argumentos que apoyah el manteni- ta" o "subcosmopolita". Con independen-
miento de estos genotipos, cuales son: 1) cia de la distribución real de los táxones,
el hecho de que en algunos casos el origen la referencia a la corología que hacen
antiguo del taxon es hibridógeno (p.ej., estos textos está claramente centrada en el
Bl'assica napus), sin derivar nece- origen biogeográfico de las especies; es
sariamente de un único parental, coinci- evidente que, aun cuando en los casos de
diendo con los que en términos botánicos amplia distribución sea imposible recono-
se consideran como introgresiones genéti- cer el verdadero centrd primigenio de
camente fijadas. 2) la existencia histórica, especiación, sí deberíamos aspirar a con-
ampliamente demostrada por DARWIN cretar unas áreas originarias "a grosso
(1859), de numerosos ejemplos de genoti- modo"~ siempre que la información dis-
pos propios -diferentes de los nativos- en ponible al respecto nos 16 permita.
las razas y variedades originadas por la
domesticación de los animales y el cultivo Como refiexionesfinales, convendría
de las plantas, que permanecen en el tiem- adjuntar al menos dos puntos que creemos
po siempre que se desarrollen aisladas del que son especialmente destacables, a
resto de razas o variedades, y cuya rever- saber:
sión a las formas nativas es, no ya lenta,
sino quizá imposible -especialmente si

42
E. LAGUNA: Sobre el origen de algunas especies vegetales cultivadas del Sistema Ibérico

1.- La posible conveniencia de que, en FRANCO, J.A. (1995) Pinus. In S. CAS-


nuestras "floras" y tratados sobre biogeo- TROVIEJO & al. (eds.): Flora Ibéri-
grafía botánica, se acuerde eliminar los ca, 1: 168-174. CSIC. Madrid.
siempre ingratos signos de interrogación - GÓMEZ CAMPO, C. (1993) Eruca. In S.
acreditativos del origen desconocido de CASTROVIEJO & al. (eds.): Flora
una especie-, incluyendo en su lugar refe- Ibérica, 4: 390-392. CSIC. Madrid.
rencias al origen de los ancestros silves- HEYWOOD, V.H. & ZOHARY, D.
tres o, en el caso de tratarse de plantas (1995) Catalogue of the wild relatives
originadas en cultivo, referenciarlas sim- of cultivated plants native to Europe.
plemente como tales. Flora Mediterranea 5: 375-415.
MARTÍNEZ LABORDE, lB. (1993) Ro-
2.- La necesidad de que, desde el ám- rippa. In S. CASTROVIEJO & al.
bito botánico, prestemos cada vez más (eds.): Flora Ibérica, 4: 106-117. C.S.
una mayor atención a la flora cultivada y LC. Madrid.
sus formas de asilvestramiento. Acostum- MATEO, G. (1990) Catálogoflorístico de
brados al estudio de los extremos com- la provincia de Teruel. 548 pp. Insti-
portamentales -flora silvestre o cultivada-, tuto de Estudios Turolenses. Teruel.
solemos olvidar a las especies que quedan MATEO, G. & CRESPO, M.B. (1990)
en una posición intermedia, y que a me- Claves para la flora valenciana. 430
nudo tanto han contribuido -y siguen pp. Del Cenia al Segura. Valencia.
haciéndolo- en el desarrollo de la especie MATEO, G. & CRESPO, M.B. (1995)
humana. Flora abreviada de la Comunidad
Valenciana. 484 pp. Alicante.
MATEO, G. & FIGUEROLA, R. (1987)
AGRADECIMIENTOS Fiara analítica de la provincia de
Valencia. 385 pp. Edicions Alfons el
Al Prof. Dr. César Gómez Campo (Depto. Magnimim. Valencia.
Biología Vegetal, Escuela Técnica Superior de SAMa, A.l. (1995) Catálogoflorísticode
Ingenieros Agrónomos, Universidad Politéc- la provincia de Castellóll. 448 pp.
nica de Madrid), por la revisión del manuscrito Excma. Diputación de Castellón.
y sus comentarios a muchas de las especies Castellón de la Plana.
tratadas en este trabajo, con especial referencia
a la familia Cruciferae (=Brassicaceae). En el
SORIANO, C. (1993) POPUltIS. In S.
mismo sentido, al Prof. Dr. Fernando Nuez CASTROVIEJO & al. (eds.) Flora
(Depto. BiotecnoIogía, Escuela Técnica Supe- Ibérica, 3: 471-477. CSIC. Madrid.
rior de Ingenieros Agrónomos, Universidad XIMÉNEZ de EMBÚN, 1. El castaño. In
Politécnica de Valencia) por sus aclaraciones S. ÁL VAREZ REQUEJO & al.: Diez
en lo referente al género Triticum. temas sobre frutos secos. Publicacio-
nes de Capacitación Agraria, n° 364:
9-34. Ministerio de Agricultura. Ma-
BmLIOGRAFÍA drid.

BOLOS, O. de, J. VIGO, R.M. MASA- (Recibido el 22-V-1997)


LLES & J.M. NINOT (1990) Flora
manual deis Paisos Catalans. 1248
pp. Ed. Portic. Barcelona.
DARWIN, C. (1859) On the origin of
species by means of natural selection.
13 ed. Murray. Londres.

43
Flora Montiberiea 7: 44-66 (X-1997)

NOTAS FLORÍSTICAS REFERENTES AL MACIZO mtRlco


SEPTENTRIONAL, n

Juan A. ALEJANDRE SÁENZ *, José A. ARIZALETA URARTE **,


Javier BENITO AYUSO *** Y Luis M. MEDRANO MORENO ****
* Txalaparta, 3 1° izda. 01006 VITORIA
** C/Castilla, 35. 26140 Lardero. LA RIOJA
*** Dr. Múgica, 26 2° B. 26002 Logroño. LA RIOJA
**** Vara de Rey, 604° izda. Logroño. LA RIOJA

RESUMEN: Se aportan datos referentes a 80 táxones correspondientes a plantas raras o


poco citadas en la zona septentrional del Sistema Ibérico, que se localizan mayonnente en la
parte riojana de la cordillera y estribaciones del piedemonte hacia el valle del río Ebro.

SUMMARY: It is provided sorne data corresponding to 80 laxa of rare or very little


mentioned plants within the Northem area of the Iberian Mountain Chain, whichare
mainly located in the Province ofLa Rioja and the foothills facing the River Ebro Valley.

INTRODUCCIÓN Achmea tomentosa L.


LA RIOJA: 30TWM4772, Ajamil de
El presente artículo se i ofrece como Cameros, 1170 m, pasto con jaras sobre
continuación del publicado por nosotros sustrato moderadamente ácido, Alejandre,
mismos (ALEJANDRE & al., 1996), Atizaleta & Benito, . 6-VlI-96 (ALEJ
dedicado a comentar los hallazgos florís- 1227/96; ARIZ 1217/96;\BEN 613/96).
ticos habidos en el Sistema Ibérico sep- Hasta el presente, muy poco citada en
tentrional, mayoritariamente en su parte La Rioja; se cuenta con las referencias de
riojana. ZUBíA (1921: 92). Habrá de ser locali-
El listado de plantas se presenta alfa- zada en otros diversos'. lugares de los
\
béticamente, tratando de reflejar para cada montes cameranos.
una de ellas, con la mayor precisión posi-
ble, los datos que sirvan para su localiza- Aizoon hispanicus L.
ción geográfica. Como queda indicado los LA RIOJA: 30TWM8378, 410 m.
pliegos testigos se encuentran en los her- Autol, Los Agudos, La Muga, Alejandre
barios personales de los autores en donde a- Arizaleta, 14-IV-96 (ARIZ 209/96).
pueden ser consultados por quienes lo 30TWM8578, 395 m, Calahorra, barran-
precisen. Para su identificación concreta cos y yasas al norte de Los Agudos, Ale-
se expresa, al final de cada recolección y jandre, 13-V-95 (ALEJ 1295/95). 30T
entre paréntesis, el número de pliego de WM8580, 354 m, Calahorra, yasa de las
cada herbario. Conchas, matorral gipsáceo disperso, Ale-
jandre, 13-V-95 (ALEJ 1333/95). 30T

44
lA. ALEJANDRE & al.: Notas floristicas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II

WM8957, 560 m. Cervera del Río Alha- del Río Alhama, cerro al W de Las Ventas
ma, Ventas del Baño, muy cerca del pue- de los Baños de Fitero, Alejandre,
blo, terrazas abandonadas, Alejandre, Ari- Arizaleta & Tx. Pérez, 21-IV-96 (ALEJ
zaleta & Benito, 18-V-96 (BEN 249/ 96). 303/96; ARIZ 430/96). Ibidem, Alejan-
30TWM9372, 345 ro, Alfaro, cerro Ca- dre, 9-V-96 (ALEJ 544/96 Y564/96).
bizgato, depresiones endorreicas, Alejan- Ausente para La Rioja en los catálo-
dre & Arizaleta, 23-IV-96 (ALEJ 359/ gos y obras de síntesis, aunque no es raro
96). 30TWM9573, 320 m, Alfaro, Alejan- en amplias zonas de esa Comunidad,
dre, 20-V-95 (ALEJ 1445/95). 30TXM desde el valle del Ebro a las cuencas de
0172, 290 m, Alfaro, solana del cerro del los ríos más orientales que provienen del
Pilar, Alejandre & Arizaleta, 23-IV-96 Sistema Ibérico.
(ALEJ 359/96; ARIZ 434/96).
Relativamente disperso en la zona ba- Alysssum linifolium Stephan ex Willd.
sal del valle del Ebro en la Comunidad de LA RIOJA: 30TWM8244, 1000 m,
La Rioja; llega hasta el piedemQnte de la Aguilar del Río Alhama, sierra de Pélago,
sierra de Yerga. los Llanos, taludes entre escarpe rocoso y
antiguas zonas de cultivo, Arizaleta, 16-
Ajuga chamaepitis (L.) Schreber IV-96 (ARIZ 245/96).
LA RIOJA: 3OTWM3076, 800 m. Citada de Funes (Navarra), indicando
Torrecilla en Cameros, sierra de Camero su rareza en la zona, por AIZPURU & al.
Nuevo, taludes pedregosos móviles a pie (1990: 86)
de cantil, Arizaleta & Medrana, 7-VI-96
(MED 53/96). 30TWM3898, 568 m. Na- Alyssum serpyllifolium Desf.
varrete, cerro de cota 568 m. al W de La LA RIOJA: 30TWN3805, 380 m. Lo-
Grajera, suelos removidos de fincas de groño~ El Cortijo, terraza de inundación
almendros y barbechos, Alejandre, 19-VI- de +5/10 m del río Ebro, suelo arenoso,
95 (ALEJ 1926/95). Alejandre, ll-V-95 (ALEJ 1258/95).
Cita precedente de ZUBÍA (1921: Es más bien rara en el territorio, y por
131). ello señalamos esta localidad respaldada
por pliegos de herbario.
Alyssum granatense Boiss. & Reut.
LA RIOJA: 30TWM7174, 560-600 Anemone nemorosa L.
m, Arnedo, cerros por encima de la ca- LA RJOJA: 30T\VM3253, 1400 m,
rretera a Herce, romerales sobre conglo- Lumbreras, sierra de Cebollera, barranco
merados, Alejandre, Arizaleta & J. Be- del río Lumbreras, ambiente forestal cerca
nito, 27-V-96 (ALEJ 789/96; ARIZ del río, hayedo alterado, sustrato ácido,
727/96). 30TWM7274, 600 m. Arnedo, Alejandre & Gil Zúiiiga, 13-IV-95 (ALEJ.
Cabezo Redondo, Alejandre, Arizaleta & 488/95).
J. Benito, 27-V-96 (ARIZ 640/96). 30T Conviene datar muy bien esta planta
WM8259, 680-700 m, 1gea, solana de la en el Sistema Ibérico y confirmar las
sierra del Quemado, laderas escalonadas, localidades y su ecología en base a mate-
Alejandre, Amich, Arizaleta & J. Benito, rial en buen estado fenólogico. Citada por
27-V-96 (ALEJ 760/96; ARIZ 692/96). SEGURA (1969:30), MEDRANO (1994:
30TWM8365, 980-1020 m, Grávalos, sie- 127), CASTROVIEJO (1986: 257). En
rra de Yerga, solanas, pastos pedregosos, algún caso se ha podido confundir con A.
calizas, Alejandre, Amich, Arizaleta & J. ratwnculoides L., bien conocida y mucho
Benito, 27-V-96 (ALEJ 770/96; ARIZ más frecuente que su congénere en el
690/96). 30TWM9056, 490 m, Cervera ámbito del Sistema Ibérico Septentrional.

45
Flora Montiberica 7 (X-1997)

6471, 1210 In, Arnedillo, solana de Peñal-


Arabis parvula Dufour ex DC. monte, crestones rocosos, calcarenitas,
LA RIOJA: 30TVN9919, 820-860 In, Alejandre, Arizaleta & Gil Zúñiga, 25-VI-
Cellórígo, peñas de Cellórígo, rellanos de 96 (ALEJ 1072/96). 30TWM 6869, 975
la solana, calizas, A/ejandre & Gil ZÚ- In, Préjano, estribo rocoso al W de Peña
ñiga, 22-ill-95 (ALEJ 127/95). 30TWN Isasa, carbonatos, Alejandre, Arizale(a &
0618, 740..770 In, Sajazarra, peñas de 1. Benito, 13-VI-96 (ALEJ 986/96; ARIZ
Jembres, pastizales de solana, suelos 963/96; BEN 411196). 30TWM 7067,
nitrificados, calizas, Alejandre, 18-In..95 1250 m. Préjano~ peña Isasa, la Ballota,
(ALEJ 20/95). 30TWN3701, 520 m, oquedades metereorizadas de roquedos,
Fuenmayor, cerro, terraza pleistocénica Ariza/eta, 8-VI-97 (ARIZ 562/97). 30T
del Ebro, cascajos, Alejandre, 3-IV-95 WM7266, 1000 m. Muro de Aguas, corra-
(ALEJ 284/95). 30TWM8365, 945 m, les del cerro de la Pedriza, rellanos de
Grávalos, sierra de Yerga, cerca del co- rocas calizas, ArizaIeta, 30..V-97 (ARIZ
llado al E de Los Ahorcados, ~alizas, 432/97). 30TWM7365, 900-1000 m, Mu-
Alejandre & Ariza/eta, 23-IV-96 (ALEJ ro de Aguas, rellanos de crestones rocosos
341196~ ARlZ 394/96). 30TWM9056, 515 continentalizados, calizas, Alejandre, Ari-
m, Cervera del Río Alhama, Ventas del zaIeta & 1. Benito, 13-VI-96 (ALEJ 9671
Baño, cerro El Saco, loma cimera, pastos 96; ARIZ 928/96). 30TWM8045, 670 m.
con anuales, carbonatos, Alejandre, 9-Y- Aguilar del Río Alhama, Central Eléctrica
96 (ALEJ 538/96). Ibidem, Alejandre, del Alhama, Alejandre & Ariza/eta, l-Vl-
Arizaleta & 1. Benito, 13-IY-96 (ARIZ 96 (ARIZ 1155196). 30TWM8048, 866,
18í/96). . Aguilar del Río Alhama, puerto de Tor-
Conocida de la Rioja y zonas próxi- mo, Umbría del Viento, Alejandre & Ari-
mas (CASTROVIEJO (1993: 147), ALE- zaleta, l..;VI-96; (ARIZ 1137/96). 30T
JANDRE (1995: 58), si bien no se cuenta WM8244, 1000 m, Aguilar del Río Alha-
con datos exactos publicados para la re- ma, sierra de Pelago, rellanos de crestones
gión. rocosos, carbonatos, Alejandre & Arizale-
I
ta,8-Vl-96 (ALEJ 924/906; ARIZ 10271
Arenaria modesta Dufour 96). 30TWM8365, 980-1020 m, Grávalos
. LA RIOJA: 30TWM5188, 650 m, sierra de Yerga hacia, el monte Portillo,
Ribafrecha, cerro Cara del Pinar, umbría, rellanos de la cresta hacia la solana, cali-
rellanos entre el matorral sobre yesos y zas, Alejandre, Amich,\ Arizaleta & 1.
dolomía, Alejandre, 3-V-95 (ALEJ 1025/ Benito, 27-V-96 (ALEJ 769/96; ARIZ
95). 30TWM5487 Y 30TWM5587, 770- 698/96). 30tWM8465, 950 m, Grávalos,
800 m, Lagunilla de Jubera, solana del solana de la sierra de Yerga, pudingas de
barranco de Bahún, dolomías en cerros de grano fino, Alejandre, Ar(zaleta &-1. Be-
yesos, Alejandre & Gil Zúñiga, 6-V-95 nito, 29-VI-96 (ALEJ 1134/96). 30TWM
(ALEJ 3077/95). 30TWM6272, 730 m, 8466, 1025-1050 In, Autol, sierra de Yer..
Arnedillo, desfiladero· del río Cidacos, ga, crestas rocosas, conglomerados, Ale-
aguas arriba de Arnedillo, calizas lenari.. jandre & Gil Zúñiga, 9..VI-96 (ALEJ 9571
zadas, Alejandre & Ariza/eta, 23-Y-96 ,96). 3OTWM9043, 685 m, Aguilar del
(ALEJ 668/96; ARIZ 709/96). 30TWM Río Alhama, barranco de Fuentestrún·del
6372, 1080 m, Arnedillo, entre Encineta y Cajo, peña de las Golondrinas, platafor-
Cruz Encineta, solana cerca de la cresta, mas de la cumbre, carbonatos y calcareni-
rellanos, carbonatos areniscosos, Alejan- tas, Alejandre, 4..V-96 (ALEJ 481/96).
tire, Arizaleta & Gil ZÚ11iga, 25..VI-96 30TWM9147, 610 m, Cervera del Río
(ALEJ 1048/96; ARIZ 1428/96). 30TWM Alhama, Valdegutur, roquedos cercanos

46
J.A. ALEJANDRE & al.: Notas floristicas referentes al Macizo Ibérico septentrional, 11

al embalse de Añamazas, carbonatos y rranco, solana, dolomías, Alejandre, Ari-


ca1carenitas, Alejandre, 4-V-96 (ALEJ zaleta & J. Benito, 25-1-97 (ALEJ, 9/97;
475/96). Ibidem, 640 m. FuentestIÚn, A~e­ ARIZ 3/97; BEN 2/97).
jandre, Arizaleta & J. Benito, 18-V-96 ZARAGOZA: 30TXM0806, 860-880
(ARIZ 747/96; BEN 225/96). m. Oseja, grietas de un roquedo muy
SORlA: 30TWM9042, 730 m, Ágre- caldeado, solana, carbonatos, Alejandre &
da, barranco de Los Cubos, repisas de Femández de Betoño, 27-IV-97 (ALEJ
rocas escalonadas, calizas dolomitizadas, 401/97).
A/ejandre & Ariza/eta, 25-IV-96 (ALEJ Las localidades del barranco del Val y
408/96, 416/96; ARIZ 276/96). Ibidem, río Cailes, en la umbría del Moncayo,
Alejandre & Gil Zúíiiga, 27-IV-96 (ALEJ conectan las riojano-sorianas de los ríos
437/96). Alhama y Cidacos con las más orientales
Localizaciones novedosas en la zona de Calatayud, etc.
corresponden a J. M. Pérez Dacosta. Los
datos que aportamos, con toda probabili- Asplenium seelosii Leybold subsp.
dad, dibujan una parte del límite del areal glabrum (Litard. & Maire) Rothm.
de la especie. SORlA: 30TWL5556, 1080 m. Arcos
de Jalón, entre Velilla de Medinaceli y
Asplenium obovatum Vivo subsp. lan- Ures, grietas de rocas carbonatadas, Ale-
ceolatum Pinto da Silva jandre & Arizaleta, 22-XII-96 (ALEJ
LA mOJA: 30TWM7255, 860 m. 1847/96).
Comago, bco. Zanzano, fisuras de rocas No son muchas las localidades citadas
en el fondo del barranco sobre el arroyo, en la provincia de Soria.
Arizaleta & J. Benito, 22-II..97 (ARIZ
24/97; BEN 20/97 Y21/97). Asplenium trichomanes L. notho-
Cita que se suma a las escasas dadas subsp. stautTeri Lovis & Reichst.
en ALEJANDRE & al (1997). BURGOS: 30TVM6745, 990-1000
m. Santo Domingo de Silos, a la entrada
Asplenium petrarchae (Guérin) De. norte de la Garganta de La Yecla, base de
in Lam. & De. subsp. petrarchae extraplomos, cerca del talweg del río,
SORlA: 30TWM8043, 800 m. San carbonatos, Alejandre, 10-XII..96 (ALEJ
Felices, grietas de roquedos abrigados, 1800/96 Y 1801/96) y Alejandre, Arizaleta
Alejandre, Arizaleta & J. Benito, 15-II-97 & J. Benito, 14-XII-96 (ALEJ 1806/96,
(ARIZ 17/97). 30TWM9042, 730 m, 1804/96 Y 1808/96).
Ágreda, barranco de Los Cubos, ladera al SORlA: 30TWL5556, 1080 m. Arcos
W-SW de un crestón rocoso, Alejandre & de Jalón, entre Medinaceli y Ures, hacia
Arizaleta, 24-IV-96 (ALEJ 415/96). Velilla y el barranco del río Blanco, en
30TWM9043, 640-650 m, Ágreda, ba- grietas de pequeños extraplomos, carbo-
rranco de FuestestIÚn o del Cajo, grietas natos, Alejandre & Ariza/eta, 22-XII-96
de solana en crestón rocoso, calizo-dolo- (ALEJ 1835/96, 1836/96, 1837/96, 18381
mítico, Alejandre & Gil Zúñiga, 27-IV-96 96, 1839/96, 1842/96, 1845/96 Y 1848/96,
(ALEJ 429/96). 30TWM9236, 820 m. ARIZ 1583/96, 1587/96 Y 1588/96).
Ágreda, barranco del río Cailes, roquedos ZARAGOZA: 30TWL9359, 760 m.
muy caldeados, solana, carbonatos, Ale- Jaraba, cañada del Campillo, extraplomos,
jal1dre & Fernández de Betoño, 28-IV-97 calizas, Alejandre & Arizaleta, 22-XII-96
(ALEJ 412/97). 30TWM9537, 655 m, (ALEJ 1832/96; ARIZ 1585/96).
Ágreda, barranco del río Val, grietas de Si bien resulta relativamente fácil de-
roquedos carbonatados, fondo del ba- terminar los materiales intermedios entre

47
Flora Montiberica 7 (X-1997)

las subsp. pachyrachis y quadrivalells, es Agudos, claros pedregosos de tomillares y


prácticamente imposible asegurar si se espartales, Alejandre, 13-V-95 (ALE]
trata de híbridos extrictos F1. La robustez 1313/95). 30TWM8675, 510 m. Autol,
de las plantas y la notable presencia de Turrax, Alto de las Isabelas, Alejandre,
esporas abortadas suelen indicar su condi- Arizaleta & J. Benito, 23-V-96 (ARIZ
ción de híbridos. 1061196).
Según ARIZALETA (1991: 187) se
Asplenium x alternifolium s.l. conocen antiguas citas de Arizaga en
LA RIOJA: 30TWM0467, m. Man- GREDILLA (1914: 349), ZUBÍA (1921:
comunidad de Canales de la Sierra, Man- 47) y CÁMARA (1940: 128). Actual-
silla y Villavelayo, barranco del río Naje- mente parece ser muy escasa en La Rioj a,
rilla a la entrada del barranco Cambro- donde vive, por lo que sabernos, en po-
mes, saxícola, silíceo, J. Benito, 20-IV-96 blaciones dispersas e inestables.
(BEN 115/96).
Dudamos del parental, en lo referente Astragalus purpureus Lam.
a la subsp. de A. trichomanes L., que LA RIOJA: 30TWM5982, 1000rn,
interviene en este híbrido, dado que dos Santa Engracia de ]ubera, peña del Te-
de esas subespecies, trichomanes y qua- jero,en la umbría, pastos pedregosos,
drivalens pudieran estar presentes en la cIaros de bujarral, carbonatos, Alejalldre,
localidad. 27-VI-96 (ALE] 1099/96). 30TWM7766,
1100 In. Villarroya, Gatun, crestas aloma-
Astragalus depressus L. das, Alejandre, Arizaleta & J. Benito, 29-
SORJA: 30TWM9919, 1460 m, Be- VI-96; (ALEJ 1131/96; ARIZ 1243/96).
ratón, macizo del Moncayo, cerro San 30TWM8365, 1000 rn, Grávalos, sierra de
Roque, rellanos de roquedos calizos, Yerga, roquedos hacia el monte Portillo,
Alejandre & Gil Ztíñiga, 27-V-88 (ALE] laderas pedregosas, solana, carbonatos,
1228/88). Alejandre, Amich, Arizaleta & J. Benito,
No se cita entre las rupícolas del Mon- 27-V-96 (ALE] 763/96; BEN 512/96).
cayo en ESCUDERO & al. 0990). Idem, umbría de collado venteado, 920-
930 m, Alejandre & Gil ZlÍliigt1, 9-VI-96
Astragalus echinatus Murray (ALEJ 959/96). 30T\YM8465, 860 m.
LA RIOJA: 30TWM3998, 560 rn, Grávalos, Vacariza, Alejandre, Arizaleta
Navarrete, ladera soleada del cerro de & J. Benito, 29-VI-96 (ALE] 112/96;
cota 568 m, claros de coscojares con ro- ARIZ 1349/96). 30TWM8466, 1060 m.
mero, arcillas y gravas de terraza alta del Autol, Yerga, Alejandre & Arizaleta, 13-
Ebro, Alejandre, 7-V-95 (ALE] 1115/95). VII-96 (ALE] 1301/96; ARIZ 1312/96).
30TWM8379, 430 m, Autol, ladera W- y
AMICH (1988: 113) FERNÁNDEZ
NW de los cerros de Los Agudos, pasto- CASAS (1980: 5) indican alguna otra
matorral abierto, yesos y arcillas, Alejan- localid~d de La Rioja. Toda~ estas pobla-
dre, Arizaleta & J. Benito, 25-V-96 ciones ~on muy locales y resistentes; se
(ALE] 687/96~ ARIZ 701/96~ BEN acondicionan en comunidadesperrnanen-
299/96). 30TWM8478, 400 m. Calahorra, tes abiertas y explotadas, cerca de lomas y
Los Agudos, Alejandre, Amich & Ariza- collados venteados en ambiente de carras-
leta, 29-V-96 (ARIZ 874/96). 30TWM cales sobre suelos pedregosos calizos.
8478, 400 m. Calahorra, La Hinojosa,
Alejandre, Arizaleta, 8-VI-96 (ARIZ Atractylis cancellata L.
1039/96). 30TWM8578, 395 m, Calaho- LA RIOJA: 30TWM9167, 490 m.
rra, barrancos y yasas al norte de Los Alfaro, cerros al W de la balsa de Portil

48
lA. ALEJANDRE & al.: Notas fioristicas referentes al Macízo Ibérico Septentrional, II

de Lobos, pasto-matorral, solana, arcilla, Novedad en el territorio de La Rioja;


yesos y canto rodado, A/ejandre, Ariza- se la conoce de Navarra en su límite de
leta & J. Benito, 25-V-96 (ALEJ 699/9p~ dispersión.
ARIZ 827/96). 30TWM9264, 480 m.
Alfaro, Cabezos Royos, solana del cerro Ceratocepbala falcata (L.) Pers.
de cota 492, pasto matorral con anuales, LA RIOJA: 30TWM9056, 505-515
arcilloso-yesoso, A/ejandre, 13-V-96 m, Cervera del Río Alhama, cerro tI Saco
(ALEJ 584/96). 30TWM9472, 370 m. frente a los Baños de Fitero, pastos con
Alfaro, cerro Cabizgato, zona alta, yesos anuales, carbanatos, A/ejandre, 7-IV-96
y depósitos de terraza pleistocénica, Ale- (ALEJ 208/%). Ibidem, Alejandre, Ari-
jalu/re, Arizaleta & J. Benito, 25-V-96 zaleta & J. Benito, 25-IV-96 (ARIZ 180/
(ALEJ 707/96~ ARIZ 776/96~ BEN 96).
335/96). 30TWM9574, 350 m. Alfaro, Segunda localidad en La Rioja, de una
cotas 361, ladera de coscojar, orientación planta efímera y probablemente en fase de
SE, Arizaleta, 13-V-96 (ARIZ 513/96). enrarecimiento, ALEJANDRE (1995: 57).
30TXM0172, 300 m. Alfaro, solana del
cerro del Pilar, espartales y tomillares CeratophyUum demersum L.
sobre suelos algo nitrificados, Alejandre SORIA: 30TWL1596, 890 m. Ber-
& Arizaleta, 23-IV-96 (ALEJ 374/96~ langa de Duero, Andaluz, en las aguas
ARIZ 345/96). corrientes del río Duero, Alejandre, Fer-
Pocas citas antiguas para La Rioja: nández de Betoño & Sánchez Tundidor,
Arizaga en GREDILLA (1914: 374) y 23-VIII-87 (ALE] 289/87).
ZUBIA (1921: 96). En la actualidad es Con toda probabilidad existen citas
planta escasa~ por el comentario de Ari- para la zona, pero no se contemplan en
zaga se deduce que hace dos siglos debía CASTROVIEJO (1986: 207).
ser más abundante.
Cistus clusii Dunal
Celtis australis L. LA RIOJA: 30TWM9253, 640 m,
LA RIOJA: 30TWM, Cervera del Cervera del Río Alhama, cresta alomada,
Río Alhama, Ventas de los Baños de límite con Navarra, afloramiento de ye-
Fitero, cerro el Saco, raro en zonas roco- sos, dolomías y carniolas, romerales,
sas de crestón calizo, umbría, Alejandre & Alejandre & Arizaleta~ 23-VI-96 (ALEJ
Arizaleta, sin pliego de herbario. 1006/96~ ARIZ 1180/96).
Bien conocida de la zona contigua de Novedad para La Rioja, pero no de la
Navarra, pero no mencionada de La Rioja. zona, pues está citada de muy cerca, en
Se conocen amplias poblaciones en zonas Navarra, por URSÚA (Tesis doctoral
bajas, cercanas al rio, que tal vez proce- inédita), etc.
dan de plantaciones antiguas.
Cocblearia glastifolia L.
Centaurea linifolia L. LA RIOJA: 30TWM8548, 570 m.
LA RIOJA: 30TWM9253, 640 m, Cervera del Río Alhama, carretera LR-
Cervera del Río Alhama, coscojares con 284, borde de acequia, Arizaleta, 5-VI-97
romerina en cerros de yesos y rocas aso- (ARIZ 521/97). 30TWM8649, 560 m,
ciadas, dolomías y carniolas en el límite Cervera del Río Alhama, valle del río
con Navarra al sur del Portillo de los Alhama, bordes de acequias junto a la
Degollados, Alejandre & Arizaleta, 22- carretera, Alejandre & Arizaleta, 1-VI-96
VI-96 (ALEJ 1003/96; ARIZ 1182/96). (ALEJ 818/96; ARIZ 1018/96).

49
Flora Montíberíca 7 (X-1997)
,

SORIA: 30TWM8044, 730 m. San tral y en Segura-Cazorla, GÓMEZ-MER-


Felices, Central Eléctrica del Alhama, CADO (1989:) y RÍos & ALCARAZ
Alejandre, Arizaleta, l-YI-96 (ALEJ 8181 (1996: 138).
96; ARIZ 1008/96).
En AIZPURU & al (1996: 432) se la Crocus nevadensis Amo & Campo
localiza en un valle próximo. Es planta LA mOJA: 30TWM6296, 400 m.
que no se ve del todo incomodada por la Arrúbal, cerros arcilloso-yesosos al norte,
acción humana; le favorecen obras hi- 1. Benito, 20-IY-97 (BEN 24/97).
dráulicas como acequias y canales de Novedad para La Rioja, aunque cono-
riego en cuyos sobraderos y pérdidas vive cida de zonas próximas y citada, por
muy localmente. Sus poblaciones actuales ejemplo, en URlBE-ECHEBARRIA &
tal vez obedezcan principalmente a esas URRUTIA (1988: 253).
circunstancias.
Chellanthes acrostica (Balbis)Tod.
Crassula tillaea Lester-Garland SOmA: 30TWM9236, 780-800 m.
LA RIOJA: 30TWNI005, 550 m. Ci- Ágreda, cabecera del barranco del río Val
damón, ermita del Buen Suceso, claros de o Cailez, grietas de roquedos en solana
carrascal, suelo arenoso, Alejandre, 9-IY.. caldeada, carbonatos, Alejandre, Arizaleta
83 (ALEJ 269/83). 30TWM3998, 560 m. & 1. Benito, 25-1-97 (ALEJ 7/97; ARIZ
Logroño, la Dehesa de la Grajera, claros 4/97; BEN 3/97). Ibidem, Alejandre &
arenosos en carrascales alterados, depó- Fernández de BetO/io, 28-IY-97 (ALEJ
sitos pleistocénicos, Alejandre, 21-IY-95 414/97).
(ALEJ 676/95). 3OTWM3493, 720 m. Límite nor..occidental ibérico; la loca-
Hornos de Moncalvillo, monte adehesado, lidad más cercana se publicó en ALE-
claros arenosos, sustrato áéido, Alejandre, JANDRE (1995: 52). Probablemente sea
24-IY-95 (ALEJ 713/95). 30TWM6982, novedad para Soria.
700 m. Ocón, carrascal entre Tudelilla y
Carbonera, rellanos con anuales, suelos Chenopodium exsuccum (Loscos)
arenosos, Alejandre & Arizaleta, 2S-IY..
I Uotila
96 (ALEJ 392/96; ARIZ 274/96). LA RIOJA: 30TWM8365, 950 m.
Citada en La Rioja por primera vez en Autol, sierra de Yerga, 'umbría de crestas
MEDRANO (1987: 21). Debe ser mucho rocosas, base de roquedo bajo extra-
más común que lo que atestiguan nuestras plomo, carbonatos, Alejandre & Gil ZÚ-
recolecciones. ¡iiga, 9-VI-96 (ALEJ 949/6, ex dupla
ARIZ 1592196).
Cynoglossumgermanicum Jacq. La separación morfológica entre éste y
LA RIOJA: 30TWM4971, 1310 m, C. foliosum Ascherson parece compli-
Ajamil de Cameros, la Dehesa de Torre- cada, pese a atender a UOTILA (1981).
muña, bordes de matorral espinoso en el Queda seguir investigando nuevas locali-
hayedo de la Dehesa, carbonatos, Alejan- dades y\conviene atender a la dispersión
dre, 2-VII-96 (ALEJ 1680/96). areal y condiciones altitudinales y am-
Se trata de la segunda cita regional 15ientales de ambas plantas en el Sistema
que conforma un punto notable en el Ibérico Septentrional.
interior peninsular. De esta localidad se
repartió en la Exsiccata de Flora Ibero- Dianthus hyssopifolius L. subsp. hys-
Macaronésica Selecta Centuria 1 con el nO sopifolius
11. Como C. nebrodense Guss. sé ha LA mOJA: 30TVN9919: 880 m.
citado recientemente en el Sistema Cen- Cellorigo, peñas de Cellorigo, herbazales

50
lA. ALEJANDRE & al.: Notas florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II

de umbría, calizas, Alejandre & Arizaleta, aparentes individuos de uno solo de los
18-VIl-96 (ALEJ 1323/96; ARIZ 14621 géneros, lo que induce a pensar en su
96). origen vegetativo, dado que se trata de la
En CASTROVIEJO (1990: 433) se especie que presenta una mayor potencia-
cita en La RíoJa bajo una interrogación. lidad estolonífera.

Echinospartum horridum (Vah1) Ephedra distachya L. subsp. dis-


Rothm. tachya
LA RIOJA: 30TWM6371, 1080 m, LA RIOJA: 30TWM6869, 950 m.
Arnedillo, loma rocosa entre Peñalmonte PréJano, contrafuerte rocoso de Peña Isasa
y Cruz Encineta, solana de la cota 1093, sobre la pista a Muro de Aguas, calizas,
lítosuelos carbonatados, Alejandre, Ari- Alejandre, 5-IV-96 (ALEJ 181/96). Ibi-
zaleta & Gil Zúñiga, 25-VI-96 (ALEJ dem, Alejandre, Arizaleta, & J. Benito,
1048/96; ARIZ 1389196). 13-VI-96 (ARIZ 973/96). 30TWM8365,
Lo esencial que hay que destacar es 1000 m. Autol, sierra de Yerga, cresta
que se trata de una población a todas luces afilada, carbonatos, Alejandre, 9-VI-96
recientemente introducida por el trans- (ALEJ 961196). 30TWM 8365, 1000 m.
porte incidental de semillas, tal vez por Auto), 30TWM8365, 1020 m. Grávalos,
cazadores dado que se aprecian puestos de sierra de Yerga, cerca' del monte Portillo,
caza cercanos; pero que parece resistir y rellanos de crestas rocosas, carbonatos,
prosperar en un ambiente abierto que le es Alejandre & Arizaleta, 23-IV-96 (ALE]
propICIO. 335/96; ARIZ 384/96). 30TWM8365,
1000 m. Autol, sierra de Yerga al W del
Ephedra sp. monte Portillo, Alejandre 11-Vll-92
Existen algunas citas antiguas y otra (ALEJ428/92 Y 429/92). 3OTWM8465,
más reciente que vienen localizando las 1025 m. Autol, sierra de Yerga, cresta
éfedras en territorio de La RíoJa y en otros rocosa afilada, carbonatos, Alejandre, .
cercanos, Alava, Navarra, Soria, etc. La Arizaleta & J. Benito, 27-V-96 y 9-VI-96
posibilidad de confusión sobre materiales (ALEJ 767/96 Y 958/96; ARIZ 695/96).
de herbario no bien recolectados o incluso 30TWM8471, 690 m. Autol, Peñas So)-
frente a plantas del campo en estado ve- vas, conglomerados. carbonatados, Ale-
getativo es grande. Las referencias que jandre, 16-VI-95 (ALEJ 1402/95). 30T
ahora presentamos, que recogen casi en su WM8959, 600 m. Alfaro, lomas y cerros
totalidad el material de nuestros herbarios, de yesos Junto a la Virgen del Monegro,
corresponde a insistentes recolecciones y Alejandre, 23-VI-96 (ALEJ 998/96). 30T
han sido determinadas sobre pliegos fruc- WM9060, 610 m. Alf~o, cerros de yesos
tificados, atendiendo a los caracteres de cerca de la Virgen del Monegro, Alejan-
los pies femeninos, que son los menos dre, 17-VI-95 (ALEJ 1873/95). 30TWM
confusos. Con todo, quedan dudas sobre 9061, 540 m. Alfaro, solana del Cogote de
alguna población en donde parecen casi la Rebeca, yesos y depósitos pleistocéni-
convivir dos especies. Son particular.. cos, Alejandre, Amich, Arizaleta & J.
mente dudosas aquellas en las que apare- Benito, 18-V-96 (ALE] 636/96; ARIZ
cen con frecuencia plantas femeninas con 759/96). 30T WM9.160, 520 m. Alfaro,
apariencia intermedia entre E. nebroden- ribazo entre el camino y las fincas, arci-
sis y E. distachya, que presentan aleato- llas yesosas, Alejandre, 17-VI..95 (ALEJ
riamente uno o dos rudimentos seminales. 1881195). 30TWM9261, 520 m. Alfaro,
En lo referente a esta última se han visto zona superior de cerros testigos, yesos y
numerosas poblaciones integradas por depósitos pleistocénicos, Alejandre, Ari..

51
Flora Montíberica 7 (X-1997)

zaleta & J. Benito, 25-V-96 (ALEJ 6921 WM8459, 655 m. Cervera del Río Alha-
96 Y 693/96; ARIZ 1114/96). 30TWM ma, sobre el Km 22,5 de la carretera a
9365,467 m. Alfaro, Cabezos Royos, alto Grávalos, escalón rocoso, Alejandre, 24-
de cotas 469 m, yesos y depósitos pleisto- 1I-96 (ALEJ 101196). 30TWM8460, 1gea,
cénicos, Alejandre, 13-V-96 (ALEJ 5961 junto a la carretera a Grávalos, barranco
96). 30T WM9472, 365 m. Alfaro, cerro abrigado~ Alejandre, 24-VIlI-96 (ALEJ
Cabizgato, zona alta, yesos y depósitos de 1439/96). 30TWM8559, 710 m. Cervera
terraza pleistocénica, Alejandre & Ariza- del Río Alhama, laderas rocosas escalona-
leta, 23-IV-96, 25-V-96 y 29-V-96 (ALEJ das, romerales con sabina albar, solanas,
596/96, 709/96 Y 812/96; ARIZ 378/96, Alejandre, 10-1-93 (ALEJ 1193). 30TWM
871196 Y 1113/96). 30TWM9574, Alfaro, 8854, 540 m. Cervera del Río Alhama, ro-
cerro de cota 361, niveles cascajosos en la quedos carbonatos, solanas muy caldea-
parte superior del cerro, Arizaleta, 13-V- das, Alejandre, 3-IV-93 (ALEJ 51193).
96 (ARIZ 512/96). 30TWM9043, 625 m. Aguilar del Río Al-
NAVARRA: 30TWM9664, 41.0 m. hama, Valdegutur, barranco de Fuentes-
Corella, cerros O cogotes de Valles del trún junto al límite con Soria, roquedos
Muro, yesos, Alejandre, Arizaleta & J. carbonatados, Alejandre, Arizaleta & J.
Benito, 18-V-96 (ALEJ 632/96 Y 633/96; Benito, 16-ill-96 (ALEJ 126/96; ARIZ
ARIZ 552/96). 76196). 30TWM9044, 640 m. Cervera del
SEGURA (1969: 6) cita esta planta en Río Alhama, barranco de Fuentestrún del
San Felices (Soria), en lugar en donde Cajo, roquedos poco accesibles, Alejan-.
nosotros hemos visto también, relativa- dre, 23-VI-96 (ALE! 1012/96 Y 1015/96).
mente cercanas, las otras dos especies. En 30TWM9046, 630 m. Cervera del Río Al-
MEDRANü (1989: 39) se cita para La hama, barranco de Fuentestrún del Cajo,
Rioja roquedos, Alejandre, 17-IV-96 (ALEJ
613/96). 30TWM9047, 600 m. Cervera
Epbedra fragilis Desf subsp. fragilis del Río Alhama, barranco del reajo de
LA RlOJA: 30TWM4197, 530 m. Valdegutur, roquedos carbonatados, Ale-
Lardero, La Coronilla, borde de camino jandre, 13-IV-96 (ALEJ 227196). 30T
en coscojar, Arizaleta, 10-IIl-96 (ARIZ WM9056, 490 m. Cervera del Río Alha-
61196). 30TWM4297, 620 m. Lardero, ma, cerro del Saco frente a los Bañ.os de
Pico del Aguila, borde de camino, Ariza- Fitero, carbonatos, Ale)qndre, Arizaleta,
leta, 25-I1-96 (ARIZ 44196 Y 57/96). 30T 16-Il-96 (ALEJ 73/96; A)uz 27/96). 30T
WM7860, 705 m. 1gea, sierra del Que- WM9059, 630 m. Alfaro, solana de una
mado, sobre el barranco del río Linares, dorsal rocosa, dolomías, Alejandre, 23-V-
escalón rocoso, carbonatos, Alejandre & 93 (ALEJ 139/93). 30TWM9059, 630 m.
Arizaleta, 13-Il1-96 (ALEJ 121196, ARIZ Alfaro, cerro de cota 651, ~suras de rocas,
56/96). 30TWM7875, 570 m. Quel, cerro S-SE, Arizaleta, 29-1I-96 (ARIZ 50/96).
del Castillo, rellanos de la cresta y solana, 30TWM9145, 700 m. Cervera del Río Al-
carbonatos, Alejandre,· 31-V-97 (ALEJ hama, qarranco del Río Aña'maza, carbo-
635/97). Ibidem, Arizaleta, 25-IV-97 natos, Alejandre, 26-m- 95 (ALEJ 1991
(ARIZ 2071)7). 3OTWM8045, 670 m. ~5). 30TWM9144, 650 m. Cervera del
Aguilar del Río Alhama, barranco del río Río Alhama, Fuentestrun del Cajo, la Co-
Alhama, roquedos abruptos, margas, ye- ronela, Alejandre, Arizaleta & J. Benito,
sos y dolomías, Alejandre 1-VI-96 (ALEJ 16-11I-96 (ARIZ 78/96). 30TWM9152,
855/96). 30TWM8360, 800 m. 19ea, sie- 520 m. Cervera del Río Alhama, valle del
rra del Quemado, Alejandre, Arizaleta & río Añamaza, roquedos de la zona basal
J. Benito, 2-III- 96 (ARIZ 39/96). 30T del valle, carbonatos, Alejandre, Arizaleta

52
lA. ALEJANDRE & al.: Notas :f1oristicas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II

& J. Benito, 13-IV-96 (ALEJ 238/96; yesos, Alejandre & Ariza/eta, 1-VI-96
ARIZ 118/96). 30TWM9153, 565 m. Cer- (ALEJ 832/96; AR1Z 1158/96).
vera del Río Alhama, valle del río Aña- SORIA: 30TWM7943, 710 m. Cigu-
maza, escalón rocoso a N frente a Bamue- dosa, barranco lateral del fío Alhama,
va, Alejandre, 7-IV-96 (ALEJ 196/96). crestones y laderas rocoso-pedregosas,
SORIA: 30TWM7943, 700 m. Cigu- carbonatos, Alejandre, 15-I1-97 (ALEJ
dosa, barranco lateral al río Alhama, lade- 106/97). 30TWM7943, 675 y 710 m. Al-
ras y crestones rocosos, carbonatos, Ale- marza, sierra de Canredondo, roquedos y
jandre, 15-11-97 (ALEJ 104/97). 30TWM laderas pedregosas, carbonatos, Alejandre
8044, 800 m. San Felices, romerales con & Gil Zúñiga, 19-V-90 (ALEJ 108/97 Y
coscoja sobre suelos de yesos, solanas 93190).
caldeadas, Alejandre, 28-IX-85 (ALEJ ZARAGOZA: 30TWL9057, 860 m.
738/85). 30TWM8043, 720 m. San Feli- Cabnarza, barranco de la Tejera, hoz de
ces, Alejandre, Arizaleta & J. Benito, 15- paredes abruptas, resaltes escalonados,
Il-97 (ARIZ 13/97). 3QTWM9044,. 650 m. carbonatos, Alejandre, 25-XlI-96,(ALEJ
Ágreda, barranco de Fuentestrún, escalo- 1875196). 30TWL9258, 800 m. Jaraba,
nes rocosos en solana, carbonatos, Ale- hoz del río Mesa, roquedos abruptos car-
jandre, 21-IV-96 (ALEJ 322/96). 30T bonatos, Alejandre, 25-XlI-96 (ALEJ
WM9144, 660-680 m. Ágreda, barranco 1866/96). 3OTWL1584, 510-540 m. Ca-
de Fuentestrún, roquedos, carbonatos, latayud, desfiladero del río Jalón, roque-
Alejandre, 16-111-96 (ALEJ 130/96, 133/ dos caldeados, Alejandre, ll-V-9l, 4-VI-
96 Y134/96). 91 Y 5-VI-9l (ALEJ 24/91, 28/91, 45191,
347/91, 393/91). 30TXM1816, 1100 Y
Ephedra nebrodensis Tineo ex Guss. 1153, Tabuenca, sierra de la Nava Alta,
subsp. nebrodensis peña de Las Armas, crestones rocosos de
LA mOJA: 3OTWM4085, 800 m. la cumbre, calizas, A/ejandre, ll-VI-89
Viguera, Los Peñuecos al pie de los Ma- (ALEJ 483/89 Y 486/89). 30TXM2113,
llos frente a Islallana, resaltes en ladera y 940 m. Tabuenca, sierra de la Nava Alta,
pies de roquedos verticales, conglomera- entre Cabezo Galiano y puerto de la Cha-
dos, Alejandre & Arizaleta, 27-I1I-97 vola, lomas pedregosas venteadas, calizas,
(ALEJ 276/97; AR1Z 73/97). 30TWM Alejandre, 10-VI-89 (ALEJ 443/89).
5882, 1015 m. Santa Engracia de Jubera, Ibidem, al E del puerto de la Chavola,
Peña del Tejero, cresta en la mojonera con A/ejandre, 13-Xl-88 (ALEJ 2067/88).
Robres del Castillo, calizas, Alejandre, 30TXM2213, 980 m. Tabuenca, sierra de
27-VI-96 (ALEJ 1083/96). 30TWM5982, la Nava Alta, Cabezo Sasamón, crestones
1030 m. Robres del Castíllo, Peña del Te- rocosos, calizas, Alejandre, 10-VI-89
jero, solana en la cresta W, calizas, Ale- (ALEJ 416/89).
jandre, Arizaleta & J. Benito, 9-I1I-96 Citada en La Rioja por MEDRANO
(ALEJ 989/96; AR1Z 59/96). 30TWM (1989: 39) y (1994.35).
6869, 940 y 1045 m. Préjano, estribo ro-
coso al W de Peña !sasa, grietas y repisas Eriophorum latifolium Hoppe
de un abrupto creston rocoso, carbonatos, LA mOJA: 30TWM3759, 1350 m.
Alejandre 13-VI-96 (ALEJ 989/96, 978/ Lumbreras, puerto de Piqueras, al borde
96, 979/96 Y 980/96). 30TWM8044, 740 de la carretera, trampal sobre sustrato
m. Aguílar del río Alhama, barranco del ácido, con Dactylorhiza macu/ata y Gym-
río Alhama, romerales abiertos sobre la- nadenia COnopsea, J. Benito, 9-VU-96
deras de fuertes pendiente, bandas de (BEN 636/96).

53
Flora Montiberica 7 (X-1997)

En MEDRANO (1988: 65) y ME.. de Alfaro a Grávalos, A/ejandre, 17-VI-


DRANO (1994: 840) se aporta una cita en 95 (ALEJ 1886/95).
la sierra de Castejón. Las referencias que damos representan
Estas referencias testimonian la pre- el límite norte-occidental de la especie en
sencia puntual de la -especie en el Sistema el valle del Ebro.
Ibérico Septentrional. La cita de CÁMARA (1240: 143) de
F. nodiflora L. se refiere naturalmente a
Eupborbia falcata L. esta planta. Se cuenta con otra referencia
LA RIOJA: 30TWM9574, 350 m. anterior de Arizaga (GREDILLA, 1914)
Alfaro, cerro de cota 361, laderas de cos- que damos por certera, a pesar de que tal
cojares, orientación SE, Ariza/eta, 13..V- vez ya no pueda ser confirmada en el
96 (ARIZ 515/96). lugar exacto, no muy lejano a nuestra
Tal vez poco conocida para La Rioja, referencia de Clavijo. Las pocas localida-
aunque no ha de ser planta rara en la zona. des en la que vive esta llamativa umbelí-
fera en La Rioja, no parecen estar en
Ferula communis L. subsp. communis peligro inminente, aunque bastantes de
LA RIOJA: 30TWM3985, 600 m. ellas se encuentran contiguas a núcleos de
Sorzano, sobre la carretera en Islallana, poblaciones, carreteras o cercanías de
taludes abruptos del desfiladero, conglo- lugares muy transitados.
merados carbonatados, Alejandre & Gil
Zúñiga, 28-IX..96 (ALEJ 1482/96). 30T Genista cinerea (Vill.) DC. in Lam. &
WM4297, 520 m. Lardero, pico del Águi- DC. subsp. ausetana O. Bolós &
la, herbazal con coscoja, J. Benito, 9-VI- Vigo
97 (BEN 181/97). 30TWM4789, 930 m. LA RIOJA: 30TWM4376, 800-950
Clavijo, solana de las peñas de Clavijo m, San Román de Cameros, Sierra de
bajo la ermita de Santiago, suelos nitrifi- Camero Viejo, laderas y lomas erosiona-
cados, carbonatos, Alejandre & Femán- das, matorral abierto de G. scorpius y
dez de Betoño, 18-VI-95 (ALEJ 1905/95). tomillo, carbonatos, Alejandre, 17-IV-97
30TWM5883, 630 m. Santa Engracia de (ALEJ 339/97). Ibidem, Arizaleta, 15-V-
Jubera, talud sobre la carretera a Jubera, 97 (ARIZ 296/97). 30TWM4482, 1250-
carbonatos, Alejalldre, 27-VI-96 (ALEJ 60 m. Soto de Cameros, L~ezas, solana de
1078/96). 30TWM6373, 670 m. Arnedi- Serrezuela, pasto-matorral abierto en
llo, desfiladero rocoso al norte del pueblo, ambiente de carrascales sobre calizas
repisas colgadas, carbonatos, Alejandre, masivas, Alejandre & Gil Zúñiga, 14-VI-
Ariza/eta & J. Benito, 6-VlI-96 (ALEJ 97 (ALEJ 754/97).
1254/96). 30TWM6795, 420 m. Alcana- El mapa nO 683 de L. Moreno en
dre, serrezuela sobre el Ebro al W de la FERNÁNDEZ CASAS & al. (1995: 464)
ermita de Aradón, yesos, A/ejandre, 8-VI- ilustra sobre la importancia corológica de
95 (ALEJ 1759/95). 30TWM8075, 550 m. estas citas riojanas de una planta que es
Quel, cerro de El Castillo, rellanos de novedad para la zona. .
roquedos, conglomerados, Alejandre, 31- Las localidades y el conocimiento so-
V-97 (ALEJ 630/97). 30TWM8961, 560 bre la rareza de esta planta en la zona se
m. Alfaro, carretera hacia Grávalos, lade- deben al geólogo y guarda forestal J.
ras y cunetas, desfiladero abrigado, yesos, David Quintana, a quien debemos la in-
Alejandre & Ariza/eta, 23-VI-96 (ALEJ formación sobre ésta y otras plantas inte-
996/96 S ARIZ 1190/96). 30TWM8961, resantes del valle del río Leza.
570 m. Cervera del Río Alhama, carretera
Gennana cruciata L.

54
-
J.A. ALEJANDRE & al.: Notas florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, 11

LA RIOJA: 3OTWM3069, 1000 m. neta de la carretera y los barbechos, Fer-


Gallinero de Cameros, claros de quejigar, nández Betoño & Alejandre, 10·VI·82
J. Benito, 9·VIl.96 (BEN 620/96). 30! (ALEJ 1252/82). 30TWM9059, 600 m.
WM 4771, 1000 m. Ajamil de Cameros, Alfaro, bordes de cultivos de cereal sobre
sierra de Camero Viejo, herbazales de substrato alcalino y yesoso, Gil Zuñiga &
borde de regato, Medrana, 31·VTI.96 Alejandre, 23-V·93 (ALEJ 131193). 30T
(MED 306/96). 30TWM4772, 1170 m. WM9261 , 520 m. Alfaro, zonas de culti-
Ajamil de Cameros, umbría frente aTo· vos en planicies de cerros testigos, terra·
rremuña, pastizales entre setos de mato· zas pleistocénicas y yesos, Alejandre, Ari·
rral espinoso, Alejandre, Arizaleta & J. za/eta & J. Benito, 25·V·96 (ALEJ 6881
Benito, 6.VII·96 (ALEJ 1228/96, ARIZ 96; ARIZ 749/96; BEN 342/96).
1494/96, BEN 614196). 30TWM5184, Planta cerealista que está desapare-
1040 m. Lagunilla de Jubera, peñas de ciendo progresivamente en el territorio de
Zenzano, hundimiento cárstico de Hoya La Rioja. Ha sido señalada con anteriori·
de la Covata, pasto matorral con acebo y dad por diversos autores, BELMONTE
boj, calizas, Alejandre & Gil Zuíliga, 4· (1987: 116), de lo que se pudiera deducir
VIlI·96 (ALEJ 1381196). una presencia destacable que, como he·
En ALEJANDRE (1995: 70) se apor· mos anticipado, no parece ser el caso. Ya
tan citas de Burgos y Soria y se recoge la CÁMARA (1940: 114) dice lo mismo que
ya antigua de ZUBÍA para La Rioja. Las nosotros al comentar citas antiguas, ase·
presentes son, por lo tanto, aportaciones gurando no haber visto esta planta.
que van perfilando la presencia de esta
planta escasa y localizada. Jurinea humilis (Desf.) DC.
LA RIOJA: 30TWN1918, 1100 m.
HaplophyUum Iinifolium (L.) G. Don San Vicente de la Sonrierra, solana del
ti!. monte Toloño, Ariza/eta & J. Benito, 19·
LA RIOJA: 30TWM5996, 490 m. VI-:-96 (ARIZ 1108/96; BEN 447/96).
Agoncillo, cerro El Cuestarrón, suelos de Se cita esta esta planta, novedosa para
gravas de una terraza alta pleistocénica La Rioja, de un lugar que no es evidente·
del Ebro, borde de cultivo en resto de mente el Sistema Ibérico, y bien conocida,
coscojar, Alejalldre, 29·IV·95 (ALEJ por lo demás, de territorios muy cercanos
875/95). y profusamente citada en ASEGINO-
Planta que es ya extraordinariamente LAZA & al. (1984: 809).
escasa en La Rioja y cuyo futuro está
prácticamente sentenciado, a pesar de que Limomium echioides (L.) Miller
se encuentra en el listado de plantas que LA RIOJA: 30TWM9056, 490m.
demandan una legislación protectora. Se Cervera del Río Alhama; cerro del Saco
cuenta con referencias antiguas de Ari· frente a los Baños de Pitero, escaso al pie
zaga en GREDILLA (1914: 236) y ZU· de rocas extraplomadas, carbonatos, Ale-
BIA (1921: 42) y alguna otra más reciente jandre\& Arizaleta, 16·II·96 (ALEJ 72/
en territorio cercano del País Vasco, 96; ARIZ 28/96). Ibidem, Alejandre, Ari-
ASEGINOLAZA (1984: 414), y pen· zaleta & J. Benito, 13·IV.96 (BEN 87/
diente así mismo de una desaparición 96). 30TWM9473, 370 m. Alfaro, cerro
fulminante. Cabizgato, depresiones endorreicas, 23·
IV.96, Alejandre & Arizaleta (Sin pliego
Hypecoum pendulum L. de herbario).
LA RIOJA: 30TWN2212, 540 m. Primeras citas para La Rioja. De muy
San Vicente de la Sonsierra, entre la cu· cercana localidad en Pitero (Navarra) la

55
Flora Montiberica 7 (X:-1997)

conocemos desde 1986 y ha sido señalada Linaria glauca (L.) Chaz. subsp. ara-
para esa misma zona en FERNÁNDEZ gonensis (Lange) Valdés
CASAS & MUÑoz (1978) y posterior- LA RIOJA: 30TWM9147, 580 m,
mente por otros autores. Cervera del Río Alhama, barranco de
Fuentestrún, roquedos cercanos al em-
Linaria aeruginea (Gouan) Cavo balse de Añamazas, rellanos pedregosos,
LA RIOJA: 30TWM9043, 680 m. carbonatos, Alejandre, 4-V-96 (ALEJ
Aguilar del Río Alhama, barranco de 471/96). Ibidem, Alejandre, Ariza/eta &
Fuentestrún, peña de Las Golondrinas, 1. Benito, 18-V-96 (BEN 211196).
plataformas rocosas, carbonatos, Alejan- SORIA: 30TWM9043, 630 m.
dre, 4-V-96 (ALEJ 480/96). 30TWM Ágreda, barranco de Fuentestrun, rellanos
9147, 650 m. Cervera del Río Alhama, de roquedos calizo-dolomíticos en solana,
barranco de Fuentestrún, cerca del Alejandre & Gil ZÚliiga, 27-IV-96 y 4-V-
embalse, Alejandre, Arizaleta & 1. Benito, 96 (ALEJ 426/96 Y 489/96).
15-V-96 (BEN 218/96). Planta que aparece en poblaciones
SORIA: 3OTWM8045, 730 m. San muy dispersas y localizadas. Representan
Felices, Central Eléctrica del Alhama, un límite de su dispersión hacia el norte
Alejandre, Arizaleta, l-VI-96 ,(ARIZ peninsular, junto 'con las de Burgos en el
1118/96). 30TWM8942, 700 m. Agreda, área de los montes saleños, CARRASCO
barranco del Cajo, rellanos de crestones & VELAYOS (1984: 157).
rocosos, calizas, Alejandre & Arizaleta,
25-IV-96 (ALEJ, 401196; ARIZ 266/96). Malva alcea L.
30TWM9042, 700 m. Ágreda, barranco LA mOJA: 30TWM6161, 1400 m.
de Los Cubos, roquedos carbonatados, Enciso,sierra de Bellanera, Hayedo
Alejandre & Arizaleta, 25-IV-96 (ALEJ Grande de Poyales, inicio de vaguada en
412/96; ARIZ 271/96). 30TWM9143, 700 umbría, claro de hayedo, espinal, subs-
m. Ágreda, barranco de Fuentestrún o del trato moderadamente ácido, Alejandre,
Cajo, plataformas rocosas sobre roquedos Ariza/eta &1. Benito, 19-X-96 (Rerb.
verticales, calizas, Alejalldre~ Arizaleta & ALEJ 1511/96; ARIZ 1544/96).
.Tx. Pérez Dacosta, 21-IV-96 (ALEJ Aparece como novedad para La Rioja
314/96; ARIZ 281196 Y 297/96). Ibidem, en un punto aislado de !os montes Carne-
Alejandre, Amich, Arizaleta & 1. Benito, ranos.
28-V-96 (BEN 365/96).
De una zona cercana, también en el Minuartia funkii (Jordan) Graebner in
límite de Soria y La Rioja, existe el testi- Ascherson & Graebner
monio precedente de Pérez Dacosta (com. LA RIOJA: 30TWM1255, 1760 m.
verb.). Viniegra de Abajo, macizo de Urbión,
Es más frecuente en la solana del ma- crestas alomadas y pedregosas frecuenta-
cizo del Moncayo y en el alineamiento de das por el ganado, carbonatos, A/ejandre
calizas sorianas al sur de Cebollera y & Gil Zuñiga, 4-VIll-92 (ALEJ 657/92).
Urbión en la sierra de Cabrejas y rarísima Al parecer, planta de notable rareza en
hacia el norte de esos macizos, NAVA- el Sistema Ibérico Septentrional y nove-
RRO (1986: 499). dad para La Rioja. En el trabajo de NA-
Las poblaciones que señalamos repre- VARRO (1986: 512) no aparece, y tam-
sentan el límite de la dispersión de esta poco en MEDRANO (1994: 94).
planta hacia el norte en el arco riojano-
aragonés ya en vertiente de la cuenca del Minuartia verna (L.) Hiem
río Ebro.

56
l.A. ALElANDRE & al.: Notas floríStÍcas referentes al Macizo Ibérico septentrional, 11

LA mOJA: 30TWM0478, 1870 m. En MEDRANO (1994: 78) se apun-


San Millán de la Cogolla, sierra de la taba la duda sobre la presencia en La
Demanda, umbría de Cabeza Parda, rel1~­ Rioja de otra subsp. que no fuera la de
nos pedregosos de una cresta , carbonatos Sennen. Posteriormente hemos compro-
paleozoicos, Alejandre & J. Benito, 20- bado la existencia de la subsp. chondros-
VlI-96 (ALEJ 1346/96). 30TWM1864, perma, en los lugares que se señala en el
1850 m. Brieva de Cameros, Cabezo del párrafo siguiente. La subsp. amporitana,
Santo, crestas y roquedos cercanos a la al parecer se localiza y es frecuente en las
cumbre, calizas, Alejandre & Gil Zuñiga, zonas altas de las sierras silíceas -La De-
21-VII-88 (ALEJ 466/88). 30TWM1968, manda, Urbión y Cebollera- casi siempre
1140 m. Brieva de Cameros, peña de Las por encina de 1500 m, junto a los arroyos
Escaleras, repisas y bases de roquedos nacientes y zonas mal drenadas. La subsp.
verticales, umbría, calizas, Alejandre & chondrosperma vive en lugares de menor
Gil Zúñiga, 6-VTI-97 (ALEJ 872/97). altitud y ligada a hidromorfias mucho me-
30TWM2277, 1070 m. Anguiano, .montes nos patentes. En NAVARRO (1984: 512)
de Camero Nuevo, barranco del arroyo se invierte el criterio y se cita como fre-
Regatíllo, rocas tapizadas de musgo, des- cuente en Urbión-Neíla la subsp. chon-
filadero abrupto, ambiente de hayedo drosperma~ tal como la expresa el men-
petrano, calizas, Alejandre, Ariza/eta & cionado autor, creemos que se trata de una
Gil Zúñiga, 15-VI-97 (ALEJ 761/97, opinión errónea.
ARIZ).
Existen citas de SEGURA (1969: 27) Montia fontana L. subsp. chondros-
y de MEDRANO (1994: 94), esta última perma (Fenzl) Walters
respaldada por pliego de herbario. LA mOJA: 30TWNI00S, 550 m. Cí-
Su preferencia por los sustratos carbo- damón, ermita del Buen Suceso, claros de
natados ha de ser el motivo de su rareza carrascal, suelo arenoso, Alejandre, 9-IV-
en el Sistema Ibérico Septentrional, en 83 (ALEJ 371/83). 30TWM4971, 1310 m.
donde este tipo de rocas escasea en las Ajamil de Cameros, la dehesa de Torre-
zonas altas; sin embargo, las pocas refe- muña, depresiones y descespedamientos
rencias que aportamos ya indican una en pastizales en claros de hayedo y ma-
presencia diversa en cuanto a altitud y rojal, modo ácido, Alejandre & Arizaleta
demás características ambientales. Los (ALEJ 680/96; ARIZ 860/96). 30TWM
monógrafos Favarger y P. Montserrat en 5170, 1210 m. Ajamíl de Cameros, Larri-
CASTROVIEJO (1990: 242) colocan una ba, la dehesa de El Palancar, pastizales en
interrogación tras las siglas de La Ríoja y claros de marojal, sustrato moderadamen-
de Soria, además de provocar la sospecha te ácido, Alejandre & Gil Zúñiga, 5-V-96
sobre la posible confusión de esta especie (ALEJ 505/96). 30TWM6161, 1400 m.
con otros taxones próximos; tal vez con Enciso, hayedo Grande de Poyales, claros
M. recurva (All.) Schinz & Thell., añadi- de hayedo, bordes de nacederos dífusos,
ríamos nosotros. pastizales, modo ácido, Alejandre, Ariza-
Frente a los materiales de que dispo- leta & Medrano, 23-V-96 (ALEJ 674/96;
nemos, caben semejantes consideraciones, ARIZ 829/96).
en cuanto a variabilídad,a las que indican SORIA: 30TWM3855, 1700 m. La
los monógrafos citados. Poveda de Soria, puerto de Piqueras,
vaguadas, aguas nacientes y pequeñas
Montia fontana L. subsp. amporitana turberas, Alejandre, 20-VI-86 (ALEJ
Sennen 886/86).

57
Flora Montiberica 7 (X~1997)

Myosurus minimus L. 30TWM8342, 1000 m. Aguilar del


SORlA: 30TWM1754, 1750 m. Río Alhama, umbría del monte Monegro,
Montenegro de Cameros, puerto de Santa barranco Lobazo, zonas umbrosas de
Inés, fondo de una pequeña depresión vaguadas, carrascales sobre sustratro
inundada temporalmente, silíceo, Ariza- moderadamente ácido, Alejandre & Ari-
leta & Medrano, 7-VI-96 (ALEJ 1552/96, zaleta, 8-VI-96 (ALEJ 928/96). 30TWM
MED 33/96). 30TWM2055, 1700 m. 8441, 940-960 m. Aguilar del Río Alha-
Montenegro de Cameros, sierra de Cebo- ma, sierra de Pelago, umbría del monte
llera, umbría de Peña Negra, pozas dese- Monegro, claros de carrascales, Alejandre
cadas en el cauce de un arroyo, entre & Gil Zúñiga, 12-X-96 (ALEJ 1501196).
bloques del antiguo glaciar rocoso, silí- Segundas localidades en territorio
ceo, Alejandre & Gil Zúñiga, 16-VIT-92 riojano, tras la de AMICH (1983: 141).
(ALEJ 495192). Ha de resultar planta escasa en esta zona
Tanto SEGURA (1969: 31) como del Sistema Ibérico.
NAVARRO (1986: 514) citan esta planta
de Soria, pero de algo más al sur. De Paris quadrifolia L.
encontrarse en La Rioja, que es lo proba- LA RIOJA: 30TVM9371, 1680 m.
ble, ha de ser escasa y dispersa. Ezcaray, sierra de la Demanda, circo de la
umbría, zonas altas de hayedos residuales,
Ononis aragonensis Asso silíceo, Alejandre & J. Benito, 20-VIT-96
LA RIOJA: 30TWM1660, 1440 m. (ALEJ 1366/96; BEN 694/96). 30TWM
Viniegra de Arriba, barranco del Arroyo 4063, 1535 m. Laguna de Cameros, sie-
Frío, ladera de umbría, pastos muy pedre- rra de la Cumbre de Monte Real, barranco
gosos por encima del hayedo, calizas, del arroyo de Montemayor, ZOIla superior
Aiejandre & 1. Benito, 1O~Vln-96 (ALEJ del hayedo~ umbría bajo pequeños escalo-
1405/96; BEN 775196). nes rocosos, silíceo, Alejandre, J. Benito
Segunda zona de La Rioja en la que se & Gil Zúñiga, 4-VIT-96 (ALEJ 1206/96;
encuentra esta planta que es extraordina- BEN 584196). 30TWM4665, 1645 m.
riamente escasa en el territorio; ver ALE- Ajamil de Cameros, sierra de la Cumbre
JANDRE (1995: 65). de Monte Real, cabecera del barranco
Hornillo, zonas altas .~el hayedos bajo
Ononis viscosa L. subsp. brevitlora escalones rocosos, si1íc~, Alejandre 2-
(De.) Nym. VII-96 (ALEJ 1141/96)..
LA RIOJA: 30TWM1582, 890 m. SORIA: 30TWM2055, 1610 m.
Tobía, peñas de Tobía, entre el collado de Montenegro de Cameros, sierra de Cebo-
cota 905 y la pista forestal, pastos entre llera en la umbría de Peña,Negra, vaguada
aulagas, conglomerados, Alejandre, 6-VI- junto al arroyo, pinar coti hayas y tejos,
97 (ALEJ 687/97). silíceo, Alejandre & J. Benito, 10-VIn-96
Citada de Cameros. por Arizaga en (ALEJ 1406/96).
. .
En J;\LEJANDRE (1995: 76) se repa-
GREDILLA (1914: 331) y por ZUBIA
del valle del Ebro (1921: 54); también de san las localidades del Sistema Ibérico, en
la parte rioja-alavesa se recoge en donde es planta sumamente escasa. Las
ASEGINOLAZA & al. (1984: 347). En que ahora damos son segundas citas re-
todo caso, en planta muy escasa y local. cientes para La Ríoja, tras la novedad de
AMICH (1981: 170) y las muy antiguas
Paeonia ofticinalis 1. subsp. micro- de Arizaga en GREDILLA (1914: 235).
carpa (Boiss. & Reut.) Nyman
Phagnalon rupestre (L.) OC.

58
J.A. ALEJANDRE & al.: Notas f10rísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, 11

LA RIOJA: 30TWM7875, 550 m. (ALEJ 622/96). 30TWM5169, 1220 m.


Quel, El Castillo, escalones rocosos sobre Ajamil de Cameros, Larriba, umbría del
conglomerados, orientación S, ambiente cerro de Larriba, pastizales en claros de
de romeral, Arizaleta, 25-V-97 (ARIZ marojal, silíceo, Alejandre & Arizaleta,
218/97). Ibidem, A/ejandre 31-V-97 18-IV-96 (ALEJ 255/96; ARIZ 225/96).
(ALEJ 645/97). 30TWM8075, 460-480 30TWM5170, 1210 m. Ajamil de Came-
m. Quel, sobre el punto Km 32 de la ca- ros, la Dehesa del Palancar, pastizales en
rretera a Autol, solana de roquedo verti- claros de marojal, silíceo, A/ejandre & Gil
cal, muy caldeado, conglomerados carbo- Zuñiga, 5-V-96 (ALEJ 507/96). 30TWM
natados, abundante, Alejandre, 31-V-97 4081, 1335 m. Viguera, sierra de la Lagu-
(ALEJ 622/97). 30TWM8174, 460 m. na, monte de cota 1348, pasto brezal so-
Autol, rellanos a la solana de cerros sobre bre sustrato ácido, Alejandre & Femán-
el pueblo y la carretera, conglomerados, dez de Betoño, 16-llI-97 (ALEJ 218/97).
Alejalldre, 31-V-97 (ALEJ 617/97). En ALEJANDRE (1995: 57) se apor-
Extraordinaria población que se ex- taban datos y explicaciones sobre la ra-
tiende entre Quel y Autol por la cuadrí- reza de esta planta en los montes camera-
culas: WM7875, WM7876, WM7975, nos.
WM8074, WM8075 Y WM8174. Repre-
senta una localidad muy distante de las Ranunculus aconitifolius L.
conocidas hasta el presente. LA RIOJA: 30TWM4063, 1545 m,
Laguna de Cameros, La Cumbre de Mon-
Phagnalon saxatile (L.) Cass. te Real, umbría de Montemayor, rarísimo
30TWM8259, 690 m. Igea, solana de en hayedos, substrato ácido, Alejandre, J.
la sierra del Pelado, roquedos soleados, Benito & Gil Zúñiga, 4-VII-96 (ALEJ
moderadamente ácidos, A/ejandre, Amich, 1202/96; BEN 581196).
Arizaleta & J. Benito, 27-V-96 (ALEJ Si bien se afirma su presencia en Lo
761196; ARIZ 682/96). en CASTROVIEJO(l986: 331), nos
Única localidad conocida en La Rioja. inclinamos a creer que nuestra cita de
Vive en el mismo lugar donde prospera Laguna de Cameros, que hace verosimil
Cheilanthes maderensis. una antigua de Arizaga en GREDILLA
(1914: 280) de la sierra de la Demanda, es
Polygonatum verticillatum (L.) Alla. la única estrictamente riojana. En las
LA RIOJA: 30TWM6161, 1360 m. referencias publicada sobre el Sistema
Enciso, Hayedo de Abajo de Poyales, Ibérico existe una doble imprecisión: una
Alejandre, Arizaleta & J. Benito, 6-Vll-96 geográfica, entre La Rioja y Soria; la otra,
(ARIZ 1280/96; BEN 604196). por la confusión con R. platanifolius L.;
En ALEJANDRE (1995: 76) se da una ejemplo de ello es la referencia de MEN-
serie de referencias para el Sistema Ibé- DIOLA (1983: 99), ya que en La Cebo-
rico. La presente localidad amplía el área llera, Castillo de Vinuesa, en territorio
riojana de la especie, por lo demás, siem- riojano, sólo vive este último ranúnculo.
pre rara.
Ranunculus ticaria L. subsp. bulbili-
Pulsatilla rubra Delarbre subsp. his- fer Lambinon
panica W. Zimm. LA RIOJA: 30TWM2686, 1150 m,
LA RIOJA: 30TWM5071, 1320 m. Castroviejo, Camero Nuevo, vaguadas y
Ajamil de Cameros, la Dehesa de Torre- laderas de umbría, hayedos, sustrato de
muña, pastos en claros de hayedos, um- conglomerados, moderadamente ácido,
bría, Alejandre & Gil Zúñiga, 17-V-96 Alejandre, 15-IV-97 (ALEJ 328/97).

59
Flora Montiberica 7 (X-:1997)

En hayedos en los que también apa- folius, razón por la que damos los de la
rece en límite de área Anemone ranuncu- sierra de la Demanda como tales.
loides L.
En CASTROVIEJO (1986: 299) ya se Rumex papilaris Boiss. & Reuter
indica que su areal, en lo referente a la LA mOJA: 30TVM9884, 820 m. Ez-
Península Ibérica, ha de ser probable- caray, cascajeras del río Oja, cauce y
mente más amplio que el señalado en la terraza de inundación, ambos niveles
obra. Esta primera cita riojana abunda en secos salvo en avenidas, Alejandre, 15-
esa presunción y con toda seguridad se ha VIlI-95 (ALEJ 2254/95).
de señalar en otros lugares del Macizo Damos esta cita, que sería notable
Ibérico, como La Demanda, Urbión y Los desde el punto de vista corológico, con
Cameros. ciertas reservas.

Resesa stricta Pers. subsp. stricta Rumexsanguineus L.


LA RIOJA: 30TVN9109, 760 m. San LA RIOJA: 30TWM4971, 1300-
Millán de Yécora, lomas y cabeceras de 1310 m. Ajamil de Cameros, la Dehesa de
vaguadas sobre sustrato de yesos, mato- Torremuña, zona alta del hayedo, con
rral abierto dominado por Gypsophila marojos dispersos, entre el matorral espi-
struthium subsp. hispanica, Alejandre, nos, modo ácido, Alejandre, 2-VIl-96
24-VI-95 (ALEJ 1974/95). (ALEJ 1171196).
En CASTROVIEJO & al. (1993: 464) Conocemos citas precedentes de ZU-
no se recoge la mención para La Rioja de BiA (1921: 137) en El Rasillo de Came-
MEDRANO (1989: 43, 1994: 200). ros, cÁMARA (1940: 105) en Monterreal
y NAVARRO (1986: 551) en Canales de
Rumex longifoUus DC. in Lam. & OC. la Sierra. Son todas muy locales y señalan
LA RIOJA: 30TWM9272, 1620-30 los escasos lugares en los que vive este
m. Ezcaray, sierra de La Demanda, circo Rumex en el Sistema Ibérico Septentrio-
de umbría, pastizales frecuentados por el nal. Planta de la cohorte del hayedo.
ganado en claro forestal, vaguada en el
nivel superior del hayedo, sustrato ácido. Schismus barbatus (L.) Thell.
Alejandre & Gil ZÚ11iga, 25-VHI-95 Y 10- LA mOJA: 30TWN9056, 460 m.
IX-96 (ALEJ 2318/95 Y 1455/96). Cervera del Río Alhama, cerro al W de
Este planta y su congénere R. aquita- las Ventas del Baño, solana, rellanos piso-
nicus Rech. til. deben ser investigadas en teados, Alejandre, Arizaleta & Tx. Pérez
el Sistema Ibérico; es llamativo que se Dacosta, 21-IV-96 (ALEJ 304/96; ARIZ
cuente tan solo con una cita de cada una 365/96). 30TWM9147, ~30 m. Cervera
de ellas en ese ámbito geográfico; ver del Río Alhama, Fuentestrún. Alejandre.
VILLAR & LAÍNZ (1991: 215) y AEDO Arizaleta & 1. Benito, 18-V-96 (ARIZ
& al. (1993). En la población que citamos 748/96). 30TWM9156, 510 m. Alfaro,
ahora, los caracteres son algo desviantes ribazos de suelos arcilloso-yesosos de
hacia R. aquitanicus, por ejemplo la an- textura densa y apelmazada, Alejandre, 9-
chura y relación de las hojas basales. El "V-96 (ALEJ 527/906).
borde de las valvas de los aquenios es, sin No debe ser abundante en La Rioja,
embargo, totalmente entero. La forma, pero se dispersa por zonas bajas y am-
contorno y tamaño de éstas es semejante a bientes pisoteados y alterados, como se da
la de los materiales que tenemos de Can- a entender en ASEGINOLAZA (1984:
tabria, sierra de Hijar en la cuenca Bucer 1038). Existe un mapa de distribución
y que hemos determinado como R. longi-

60
J.A. ALEJANDRE & al.: Notas florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, 11

peninsular en FERNÁNDEZ CASAS Abajo, macizo de Urbión, barranco del río


(1996: 187). Urbión, roquedos carbonatados, umbría,
Alejandre, Arizaleta & J. Benito, 19-X-96
Senecio auricula Bourg. ex Cosson (ALEJ 1514/96 Y 1518/96; ARIZ 15641
LA RIOJA: 30TWM5188, 605 m. 96). 30TWM4283, 1200 m. Sierra de La
Ribafrecha, cerro de la Cara del Pinar, ye- Laguna, cerro Serrezuela, rellanos de
sos, Alejandre, 3-V-95 (ALEJ 1019/95). cantil, MEDRANO (1994: 417). 30TWM
30TWM5287, 820 m. Ribafrecha, ver- 4383, 1280 m. sierra de La Laguna, um-
tiente norte del monte Zenzano, cerros de bría de Serrezuela, al pie de roquedos,
yesos y dolomías, Alejandre, l-V-95 colonia muy abundante, calizas, Alejemdre
(ALEJ 963/95). 30TWM5288, 640 m. & Gil Zúñiga, 26-IX-96 (ALEJ 1476/96).
Ribafrecha, cerros de yesos, matorral con Citado con anterioridad por SEGURA
0110nis tridentata, Alejandre, 10-VI-95 (1969: 50) para el Urbión. También por
(ALEJ 1810/95). 30TWM5487,-815 m. MEDRANO (1994: 417) en La Rioja.
Lagunilla de Jubera, cerros de yesos y SEGURA no indica el sustrato, pero ha de
dolomías locales, Alejandre l-V-95 ser en alguna banda carbonatada del
(ALEJ 962/95). 30TWM8378, 440 m. monte Zorraquín, en donde también vive
Autol, ladera W de la Muga-Los Agudos, Eryngium bourgatii .
arcillas yesosas, espartales y matorral Es planta que conviene resaltar. Indica
abierto, Alejandre & Arizaleta, 18-IV-96 los roquedos carbonatados del Sistema
(ALE] 274/96; ARIZ 208/96). 30TWM Ibérico Septentrional, La Demanda, Ur-
8577, 490 m. Calahorra, Los Agudos, bión y Cameros, en los que se aprecia
cerros erosionados, Alejandre 13-V-95 influencia cantábrica y en donde se con-
(ALE] 1328/95). 30TWM8578, 390-400 centran taxones de esa procedencia; a esos
m. Calahorra, barrancos' y yasas de Los lugares llega esta notable umbelífera en el
Agudos, tomillares y espartales con haló- límite de su área de dispersión actual de
filas, Alejandre 13-V-95 (ALE] 1310/95). forma relictual.
30TWM8578, 350 m. Calahorra, Los
Agudos, yasa de La Tinaja, Arizaleta, 25- Sesleria argentea (Savi) Savi
IV-97 (ARIZ 158/97). 30TWM8580, 345 LA RIOJA: 30TVM9987, 960 m. Ez-
m. Calahorra, yasa de Las Conchas, mato- caray, sierra de la Demanda, cerro San
rral gipsáceo, Alejandre 13-V-95 (ALEJ Torcuato, repisas herbosas del roquedo
1334/95). calizo, Fernández de Betoño & Alejandre,
Escasamente citada en La Rioja; al- 2-VI-85 (ALE] 1544/85). 30TVM9986,
canza la base de los montes cameranos en 900 m. Ezcaray, cerro San Torcuato por
los yesos de Ribafrecha y Leza de Río encima de la ermita de Allende, calizas,
Leza. Alejemdre, 1O-V-97 (ALEJ 485/97 Y
486/97). 30TWM1581, 1050-1150 m.
Seseli Ubanotis (L.) Koch Matute, umbría del cerro Peñalba, rella-
LA RIOJA: 30TVM9986, 900 m. Ez- nos de roquedos calizos, Alejandre, 6-VI-
caray, Sierra de San Lorenzo, peña de San 97 (ALEJ 704/97). 30TWM1582, 875 m.
Torcuato, herbazales, MEDRANO (1994: Tobía, umbría de la peña de la cueva de
417). 30TWM0478, 1850 m. San Millán Antepuerta, rellanos de roquedos calizos,
de la Cogolla, sierra de la Demanda, um- Alejandre, 6-VI-97 (ALE] 727/97). 30T
bría de Cabeza Parda, repisas colgadas de WM2177, 1050-1150 m. Anguiano, rella-
roquedos carbonatados, Alejandre & Gil nos de la umbría de roquedos calizos, Ale-
Zúíiiga, 6-IX-96 (ALEJ 1451196 Y 14521 jandre, Arizaleta & Gil Zúñiga, 15-VI-97
96). 30TWMl154, 1520 m. Viniegra de (ALE] 789/97; ARIZ 653/97). 30TWM

61
Flora Montiberica 7 (X~ 1997)

1968, 1150 m. Brieva de Cameros, cami-


no de la Peña de las Escaleras, rellanos de
secos y erosionados, matorral abierto,
Alejalldre, 20-V-95 (ALEJ 1454/95).
11
l
roquedos calizos de umbría, Alejcmdre & Primeras citas para el territorio de La ~
Gil Ztíñiga, 6-VTI-97 (ALE] 869/97 Y Rioja.
883/97). 30TWM2178, 1000 Anguiano,
peñas de La Tejera, pastos en laderas de Sideritis spinulosa Bamades ex Asso
fuerte pendiente de la umbría, conglome- LA RIOJA: 30TWM9352, 670 m.
rados, Alejandre, Arizaleta & Gil Ztíñiga, Cervera del Río Alhama, junto al límite
15-VI-97 (ALE] 807/97; ARIZ 644/97). con Navarra, laderas y crestas alomadas,
El cotejo de las opiniones de KÜPFER pasto-matorral, suelos 'pedregosos carbo-
(1974: 54), ROMO (1987: 11) y SO- natados, Alejandre & Arizaleta, 23-VI-97
RIANO (1988: 7) ponen en duda el trata- (ALEJ 1008/97; ARIZ 1182/96).
miento subespecífico de este taxon. El Novedad para La Rioja. Citada de zo-
valor de la varo hispanica Sennen & Pau nas navarras próximas en PATINO & al.
elevado a subsp. por Romo y descrito por (1991: 65).
sus autores de localidad muy cercana a la
que nosotros aportamos está por lo tanto Silene otites (L.) Wibel subsp. otites
por aclarar. LA RIOJA: 30TWM9253, 640 m.
Las citas que aportamos representan Cervera del Río Alhama, cresta alomada
novedad para la zona riojana así como cerca de un collado, límite con Navarra,
para la rama NW del Sistema Ibérico claros pedregosos de matorral con coscoja
Septentrional. Se conoce una cita del y romero, carbonatos, Alejalldre & Ari-
Moncayo, SEGURA (1988: 352) y ES- zaleta, 23-VI-96 (ALEJ 1004/96, ARIZ
CUDERO & PAJARON (1990: 134) y 1178/96). _-
otras de Soria, SEGURA (1988: 352). Extraordinariamente escasa en la
Probablemente la presencia de esta planta única localidad que conocemos en La
en La Rioja es algo má amplia que lo que Rioja, no lejos de otras citas de Navarra,
señalan nuestras referencias. Su signifi-
cado biogeográfico para e.sta zona es Simethis mattiazzi (VandeHi) Saccardo
semejante al que señalamos en el parrafo 30TWM3185, 1480 m. Castroviejo,
dedicado a Seseli libanotis. sierra de Moncalvillo, "cerca de El Tejo,
brezal orófilo, Medrano:\ 14-VI-96 (MED
Sideritis montana L. subsp. ebractea- 77/96).
fa (Asso) Murb.
LA RIOJA: 30TWM8365, 1000 m. Sisymbrium macroloma Pomel
Autol, sierra de Yerga, al W del monte LA RIOJA: 30TvM9987, 900 m.
Portillo, rellano de cresta rocosa, calizas, Ojacastro, cerro San Torcuato, en la base
Alejandre & Gil Ztíñiga, 11-Vll-92 de extraplomos, carbonatos, Alejandre &
(ALE] 422/92). 30TWM9043, 640 m. Fern¿mdez de Betoño, 2-VI-85 (ALE]
Cervera del Río Alhama, Fuentestrún del 1546/85 Y 1549/85). Ibidem, Alejandre,
C~o, Akjandre, Amreh, Arizak~ & ~ 10-V-97 (ALEJ 513/97). 30TWM0984,
Benito, 28-V-96 (ARIZ 1580/96). 30T ~60-900 m. San Millán de la Cogolla,
WM9147, 590 m. Cervera del Río Alha- Lugar del Río, macizo de La Demanda, en
ma, Valdegutur, rellanos de roquedos cer- extraplomos al pie de escarpes rocosos
canos al embalse de Añamazas, calizas, por encima del caserío, dolomías, Alejan-
Alejandre, Arizaleta & ~ Benito, 18-V -96 dre, 3-VI-97 (ALEJ 655197). 30TWM
(ALE] 649/96; ARIZ 741/96; BEN 212( 1184, 960 m. Estollo, macizo de la De-
96). 30TWM9573, 320 m. Alfaro, cerros manda, umbría de la sierra de Pradilla,

62
-
lA. ALEJANDRE & al.: Notas florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II

escaso bajo extraplomos en umbría de una m. Cervera del Río Alhama, barranco del
cresta de dolomías, al nivel del hayedo, río Afiamazas, cresta alomada del límite
Alejandre, 3-V-97 (ALEJ 455/97). 30)' con Saria, romeral con coscoja, carbona-
WM1966, de 1250 a 1340 m. Brieva de tos, Alejandre & Gil Zúñiga, 1-IV-95
Cameros, barranco de Berrinche (ó de la (ALEJ 236/95).
Sierra), muy rara en la base de extra- Tras las aportaciones en ALEJAN-
plomos y covachones, calizas, Alejandre DRE (1995: 54) que eran novedades para
& Gil Zúñiga, 6-VII-96 (ALEJ 859/97). La Rioja, las presentes vienen a clarificar
30TWM3880, 1120 m. Viguera, NE del la amplia presencia de esta planta en el
monte Cerroyera hacia cueva Moratel, territorio, a pesar de que no se citara en
base de extraplomos soleados, carbonatos, Flora Iberica.
Alejandre & Arizaleta, 20-11I-97 (ALEJ
242/97; ARIZ 44197). Stellaria pallida (Dumort.) Piré
SORlA: 30TWM2328, 1370 m. Vi- LA RIOJA: 30TWN3700, 530 m.
llaciervos, sierra de Cabrejas, covachón Fuenamayor, cerro al S-SE del pueblo,
en umbría, raro, calizas, Alejandre & Gil taludes bordeando viñedos, terraza alta
Zúiiiga, 11-Vl-88 (ALEJ 1000/88). del Ebro, Alejandre, 7-IV-95 (ALEJ 3721
Planta realmente escasa y localizada 95).
en pocos lugares del territorio de La No citada en Flora Iberica, aunque no
Rioja. Se da referencia provincial en ha de ser rara en amplias zonas de La
CASTROVIEJO & al (1993: 21), basada Rioja baja y bases de roquedos sobre
en el pliego MA 339690, precisamente de carbonatos.
Ezcaray, correspondiente a ALEJANDRE
1549/85. No creemos que hayan sido Taeniatherum caput-medusae (L.)
publicadas otras citas riojanas. Nevski
LA RIOJA: 30TWM8259, 679 m.
Spergula pentandra L. Igea, solana de El Cuervo, al pie de un
LA RIOJA: 30TWM3998, 565 m. roquedo silíceo caldeado, Alejandre,
Navarrete, cerro de la Dehesa de La Gra- Amich, Arizaleta & J. Benito, 27-V-96
jera, pastizales y claros de matorral de (ARIZ 683/96).
sustitución de carrascales, depósitos Novedad para La Rioja.
pleistocénicos, Alejandre, 21-IV-95
(ALEJ 694/95). 30TWM6275, 1110 m. Teucrium botrys L.
Arnedillo, Los Cabezos, claros de mato- BURGOS: 30TVM6845, 1060 m.
rral con Cistus laurifolius, sustrato ácido, Santo Domingo de Silos, al pie de roque-
Alejandre & Gil Zil1iiga, 5-V-96 (ALEJ dos en el desfiladero hacia Carazo, cali-
519/96). 30TWM6982, 700 m. Ocón, ca- zas, Alejandre & al., 2-VI-84 (ALEJ 2581
rrascal entre Tudelilla y Carbonera, rella- 86).
nos de anuales, Alejandre & Arizaleta, LA RlOJA: 30TWM2178, 1020 m.
25-IV-96 (ALEJ 387/96; ARIZ 263/96). Anguiano, peñas de la Tejera, rellanos de
30TWM7863, 830 m. Villarroya, carras- cresta rocosa sobre conglomerados, Ale-
cal de Villarroya, claros de suelo arenoso, jandre, Arizaleta & Gil Zúñiga, 15-VI-97
Alejandre, 4-V-96 (ALEJ 464/96 y 4651 (ALEJ 803/97; ARIZ 639/97).
96). 30TWM9047, 695 m. Cervera del NAVARRA: 30TWN9639, 650 m.
Río Alhama, Valdegutur, camino de Pe- Ciriza, sierra de Sarvil, rellanos al pie de
droguera, rellanos arenosos, Alejandre, roquedos calizos, solana, Alejandre 10-
Arizaleta & J. Benito, 13-IV-96 (ALEJ VI-86 (ALEJ 636/86). Ibidem, Alejandre
225/96; ARIZ 160/96). 30TWM9144, 70

63
Flora Montiberica 7 (X-1997)
,

& Femández de Betoño, 10-IV-83 (ALEJ jandre & Arizaleta, 23-IV-96 (ALE]
288/83). 349/96).
SORIA: 30TWM5763, 900 m. Yan- La cita de ZUBIA (1921: 79) es im-
guas, laderas descarnadas, sustrato ácido, precisa: "Cameros", pero totalmente vero-
Alejandre, Beras & Uribe-Echebarría, 5- simil.
VIl-S3 (ALEJ 2047/83). 30TWM7607, En la zona norte de La Rioja, en Oba-
1270-1300 m. Torrubia de Soria, sierra renes y sierra de Cantabria es mucho más
del Costanazo, crestas calizas, Alejandre común.
& Gil Zúñiga, 22-V-88 (ALEJ 1516/88).
30TWM9042, 690 m. Ágreda, barranco
de Los Cubos, laderas de solana bajo BmLIOGRAFÍA
crestón rocoso, calcarenitas, Alejandre &
Gil Zuñiga, 27-IV-96 (ALEJ 433/96). AEDO, C & al. (1993) Contribuciones al
30TWM9043, 630 m. Ágreda, barranco conocimiento de la Flora Cantábrica.
de Fuentestrún o del Cajo, rellanps de Fontqueria 36: 349-374.
roquedos calizo-dolomíticos en solana, AIZPURU, 1., c. ASEGINOLAZA, C.
Alejandre & Gil Zuñiga, 27-IV-96 (ALEJ CATALÁN, P. M. URIBE-ECHE-
428/96). Ibidem, Alejandre, Amich, Ari- BARRIA & P. URRUTIA (1990) Al-
za/eta & 1. Benito, 28-V-96 (ARIZ 1053/ gunas planta navarras de interés coro-
96). lógico -(l). Est. Mus. Cien. Nat. de
ZARAGOZA: 30TXM0315, 1000 m. Alava 5: 83-90.
Purujosa, rellanos de roquedos calizos, ALEJANDRE, 1. A. (1994) De Lycopo-
Alejandre & Gil Zúñiga, 28-V-88 (ALEJ diaceis notu1ae praecipue chorologi-
1214/88). cae. Fontqueria 39: 215-218.
. Algunas localidades que rellenan es- ALEJANDRE,1. A. (1995) Plantas raras,
pacios tal como se reflejan en el mapa que del Macizo Ibérico septentrional más
aparece en los Asientos Corológicos, que nada. Fontqueria 42: 51-82.
Mapa 557, FERNÁNDEZ CASAS & al ALEJANDRE,1. A., 1. A. ARIZALETA,
(1994: 328). 1. BENITO AYUSO & L. M. ME-
DRANO (1996) Notas flonsticas refe-
TrigoneDa polyceratia L. rentes al Macizo Ibérico septentrional.
LA RlOJA: 30TWM8365, 930-980 Flora Montiberica 2: 61-71.
\
m. Grávalos, sierra de Yerga roquedos ALEJANDRE,1. A., 1. A. ARIZALETA,
calizos en solana, Alejandre & Gil Zú- 1. BENITO AYUSO & L. M. ME-
fíiga, 12-VII-92 (ALEJ 436/92). 30TWM DRANO (1997) Los Pteridofitos de
9147, 580 m. Cervera del Río Alhama, La Rioja: Lista actualizada y comenta-
Fuentestrún, rellanos nitrificados, calizas, rios de índole diversa."Flora Montibe-
Alejandre, Arizaleta & 1. Benito, 18-V-96 rica 6: 22-47.
(ALEJ 647/96; ARIZ 739/96). AMICH, F. (1981) Notas ~eFlora Rio-
Rara en La Rioja, pero no tanto como janl\. Anales Jard Bot. Madrid 38(1):
hacen suponer nuestras escasas localiza- 165-171.
ciones. 'AMICH, F. (1983) Notas de Flora Rio-
jana n. Studia Bot. 2: 139-154.
Viburnum tinus L. ARIZALETA, 1. A. (1991) Actualización
LA RIOJA: 30TWM8468, 750 m. del catálogo Florístico de La Rioja
Autol, sierra de Yerga, umbría, dispersa (Recopilación de las especies citadas
en los carrascales, conglomerados; Ale- en la bibliografia). Zubia., Monográ-
fico nO 3: 143-284.

64
J.A. ALEJANDRE & al.: Notas florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II

ASEGINOLAZA, C., D. GÓMEZ, X. gico de la flora occidental, 23. Fon-


LIZA~ G. MONTSERRAT, G. tqueria 42: 431-607.
MORANTE, M. R. SALAVERRIA, FERNÁNDEZ CASAS, J. (1996) Asien-
P. M. URlBE-ECHEBARRIA & J. A. tos para un atlas corológico de la flora
ALEJANDRE (1984) Catcílogoflorís- occidental, 24. Fontqueria 44: 145-
tico de Alava, Vizcaya y quipúzcoa. 243.
Gobierno Vasco. Vitoria. GÓMEZ-MERCADO, F. (1989) Carto-
BELMONTE, M. D. & S. LAORGA grafía y estudio de la vegetación de la
(1987) Estudio de la Flora y vegeta- sierr de Cazorla. Tesis doctoral. Uni-
ción de los sistemas halófilos de La versidad de Granada.
Rioja Logroñesa. Zubia 5: 63-125. GREDILLA, A. F. (1914-15) Itinerarios
CÁMARA NIÑo, F. (1940) Estudios botcínicos de Dn. Javier de Arizaga.
sobre flora de La Rioja Baja. Madrid. Biografía· de Dn. Javier de Arizaga y
CARRASCO, A. M. & M. VELAVOS relación detallada de los nuevos ma-
(1984) Datos para la flora de los sabi- nuscritos botánicos. 481 y 354 pgs.
nares del sur de Burgos (España). Diputación Foral de Álava. Vitoria.
Anales Jard. Bot. Madrid 41(1): 155- KÜPFER, P. (1974) Liens de parenté
159. entre les flores alpienne et
CASTROVIEJO, S. & al. (1986-90-93) pyrénéenne. Boissiera 23.
Flora Iberica. Plantas vasculares de MEDRANO, L. M. (1987) Flora de La
la Península Ibérica e Islas Baleares. Rioja, II: Sierra de la Demanda. Zubía
Vol 1, n y III. Real Jardín Botánico. 5: 7-61.
C.S.I.C. Madrid. MEDRANO, L. M. (1988) Flora de La
ESCUDERO, A & S. PAJARÓN (1990) Rioja, III: Sierras de Castejón, Came-
Aproximación al catálogo de la flora ros Nuevo y Moncalvillo. Zubía 6: 31-
rupícola del macizo del Moncayo. 72.
Monogr. Inst. Piren. Ecología (Jaca) MEDRANO, L. M. (1989) Flora de La
5: 121-134. Rioja IV: Serranías del interf1uvio Ire-
FERNÁNDEZ CASAS, J. & F. MUÑoz gua-Leza. Zubía 7: 37-64.
GARMENDIA (1978) Exsiccata MEDRANO, L. M. (1994) Flora y Vege-
quaedam a nobis nuper distributa, I. tación de las sierras de la Demanda y
Madrid. Cameros (La Rioja). Tesis doctoral.
FERNÁNDEZ CASAS, J. (1980) Ex- Universidad de Navarra.
."J·iccata quaedam a nobis nuper distri- MEDRANO, L. M. & J. C. BASCONES
buta, nI. Madrid. (1985) Flora de La Rioja, I. Zubía 3:
FERNÁNDEZ CASAS, J. (ed.) (1989) 9-79. ,
Asientos para un atlas corológico de la MENDIOLA, M. A. (1983) Estudios de
flora occidental, 12. Fontqueria 23: 1- flora y vegetación en La Rioja (Sierra
127. de Cebollera). Logroño..
FERNÁNDEZ CASAS, J., R. GAMA- NAVARRO, G. (1986) Vegetaciónyflora
RRA & M. J. MORALES ABAD de las sierras de Urbión, Neila y Ca-
(eds.) (1994) Asientos para un atlas brejas. Tesis doctoral. Universidad
corológico de la flora occidental, 21. Complutense. Madrid.
Fontepleria 39: 281-394. PATINO, S., P. M. URlBE-ECHEBA-
FERNÁNDEZ CASAS, J., R. GAMA- RRIA, P. URRUTIA & J. VALEN-
RRA & M. J. MORALES ABAD ed. CIA (1991) Notas corológicas sobre la
(1995) Asientos para un atlas coroló- flora vascular del País Vasco y aleda-

65
Flora Montiberica 7 (X-1997)

ños (V). Est. Mus. Cienc. Nat. de


Álava 6: 57-67.
RÍos, S. & F. 1. ALCARAZ (1996) Flora
de las riberas y zonas húmedas de la
cuenca del río Segura. Murcia.
ROMO, A. M. (1987) De Sesleris Iberi-
cis-maroccanis notulae quaedam.
Fonqueria 14: 11-13.
SEGURA ZUBIZARRETA, A. (1969)
Notas de Flora Soriana. Inst. Forestal
de Investigaciones y Experiencias.
Madrid.
SEGURA ZUBIZARRETA, A. (1988) De
flora soriana y otras notas botánicas
(nI). Monogr. lnst. Piren. Ecología
(Jaca) 4: 351-358.
SORIANO, C. (1998) Sesleria argentea
(Savi) Savi en Segura-Cazorla. Fon-
tquería 20: 7-8.
UOTILA, P. (1981) Chenopodium exsuc-
cum and its affinities. Anales Jard.
Bot. Madrid 37(2): 463-466.
URIBE-ECHEBARRIA, P. M. & 1. A.
ALEJANDRE (1982) Aproximación
. al catálogo jIorísticO" de Alava. Ed.
Alejandre. Vitoria.
URIBE-ECHEBARRIA, P. M. & P.
URRUTIA (1998) Notas corológicas
sobre la flora vascular del País Vasco
y aledaños (lI). Est. Insto Alavés de la
Naturaleza 3: 243-255.
URIBE-ECHEBARRIA, P. M. & P.
URRUTIA (1989) Notas corológicas
sobre la flora vascular del País Vasco
y aledaños (111). Est. Mus. Ceni. Nat
Á/ava 4: 39-47.
VILLAR, L. & M. LAÍNZ (1991) Plantes
endémiques des Pyrénées occidentales
et des Monts Cantabres. Essai choro-
logique. Monogr. Insto Piren. Ecología
(Jaca) 5: 209-234.
ZUBÍA, 1. (1921) Flora de La Rioja.
Instituto de Estudios Riojanos (reim-
presión de 1983). Logroño.

(Recibido eI24-VI-1997)

66
Flora Montiberica 7: 67-71 (X-1997)

SOBRE PILOSELLA ARGYROCOMA (FRIES) F.W. SCHULTZ &


SCHULTZ BIP. y ESPECIES RELACIONADAS A

Gonzalo MATEO SANZ


Departamento de Biología Vegetal. Fac. de Biología. Universidad de Valencia.

RESUMEN: Se estudia la posición taxonómica y nomenclatura de Pilosella argyro-


coma (Fries) F.W. Schultz & Schultz Hip. y especies relacionadas. Entre éstas se proponen
dos combinaciones nomenclaturales nuevas: P. subulatissima (Zahn) G. Mateo y P. win-
kleri (Naegeli & Peter) G. Mateo y una nueva especie: P. aranii G. Mateo.

SUMMARY: The nomenclature and taxonomy of Pilosella argyrocoma (Fries) F.W.


Schultz & Schultz Hip. and related species are studied. Two nomenclatura! combinations:
P. subulatissima (Zahn) G. Mateo and P. winkleri (Naegeli & Peter) G. Mateo and a new
speeies: P. aranii G. Mateo are proposed.

1. INTRODUCCIÓN mas, entre las que quedan mejor enmar-


cadas las novedades que aquí se propo-
El estudio de las recientes recoleccio- nen. Se evita el tratamiento de híbridos, y
nes en lo alto de la Sierra de Guadarrama, la consiguiente anotación de signo x, para
debidas a V.l Arán, químico y botánico los táxones supuestamente hibridógenos,
valenciano afincado en Madrid, nos ha ello debido a que se trata de momento de
permitido localizar, entre abundantes meras hipótesis ya que su comportamien-
muestras de formas típicas de Pilosella to no sigue las pautas esperables en los
argyrocoma (Fries) F. W. Schultz & híbridos convencionales, acercándose más
Schultz Bip., otras dos muy emparentadas al del cercano género Hieracium L.
con ésta que no habían sido indicadas
hasta ahora en la Cordillera Central; una
de las cuales resulta novedosa y la propo- 2. TÁXONES
nemos como nueva especie, mientas que CONSIDERADOS
la otra se había propuesto con rango su-
bespecífico pero creemos que debe tra- PiloseUa argyrocoma (Fries) F.W.
tarse igualmente como especie. Schultz & Schultz Bip., Flora (Regens-
En el presente trabajo comentamos la burg) 45: 422 (1862)
posición taxonómica de dicha P. argyro- == Hieracium pilosella varo argyrocomum
coma y las especies españolas más próxi- Fries, Uppsala Univ. Arsskr. (Math.

67
Flora Montiberica 7 (X.,1997)

Nat., Epicr. Hier.): 12 (1862) [Ba- Sierra Nevada que presenta caracteristicas
sion.] similares a la carpetana.
=: H. argyrocomum (Fries) Zahn, Arch. Con este último nombre aparece reco-
Bot. Bull. (Caen) 2: 201 (1928) gida la planta bético-carpetana en la densa
= H. subuliferum Naegeli & Peter, Hier. monografía de ZAHN (1923: 1186), cosa
Mittel-Eur. 1: 176 (1885) que enmienda pronto (ZAHN, 1928: 201)
refundiendo el taxon bético y el guada-
Se trata de una especie fácilmente re- rrámico bajo el epíteto disponible más
conocible dentro de su grupo al ser la antiguo, que es el del segundo, aunque de
única que se ha descrito en España como nuevo en el seno del género Hieracium.
poseedora de pelos estrellados en la cara
superior de sus hojas; lo cual, unido a la
casi total ausencia de estolones y una PiloseDa subulatissima (Zahn) G.
distribución muy limitada a las altas cor- Mateo, combo & stat. nov.
dilleras béticas y Sistema Central, contri- =: Hieracium argyrocomum subsp. subula-
buye a caracterizarla y facilitar una senci- tissimum Zahn, Arch. Bot. Bull.(Caen)
lla identificación. 2: 202 (1928) [Basion.]
Su primera mención se debe a FRIES
(1862: 12), quien la describe como mera En la obra indicada ZAHN (1928:
variedad de H. pilosella L., a partir de 202), además de recuperar el epíteto de
recolecciones de Reuter en la Sierra de Fries para la especie que hemos comen-
Guadarrama. Casi simultáneamente es tado, propone una nueva-subespecie, a
estudiada por los hermanos asterólogos ella subordinada, de la que destaca sus
F.W. SCHULTZ & SCHULTZ BIPON- escapos más'gruesos y elevados que en el
tINUS (1862: 422), que dan dos pasos tipo, densamente setosos y' glandulosos;
importantes: por un lado su reubicación estolones presentes, aunque relativamente
en el género Pilosella HiU. y por otro el cortos y gruesos; hojas de haz laxamente
reconocimiento de su carácter de especie setosa y medianamente flocosa, con envés
independiente. muy densamente flocoso; capítulos con
. Desgraciadamente esta lúcida y tem- invólucro grande, densamente peloso y
prana propuesta va a pasar muchos años muy poco glanduloso. '{odos estos carac-
en el olvido, ya que la mayor parte de los teres parecen hablar, más~ue de una mera
trabajos sobre el género o sobre flora variabilidad interna de P. argyrocoma, de
ibérica van a seguir criterios más sintéti- un cruzamiento con uno de\os congéneres
cos, tanto en lo que atañe a la fusión de cercanos, de los que P. pseudopilosella
los géneros en cuestión como a la acepta.. (Ten.) Soják es el que 1 podría aportar
ción mayoritaria de un gran agregado H. mejor los caraeteresque s~ indican, apárte
pi/osella s.l. Es el caso de obras tan influ- de ser frecuente en el reducido territorio
yentes como el Prodromus Florae Hispa- en que habita el anterior. , ,
nicae (WILLKOMM: & LANGE, 1865: El tipo del taxonprocede de las reco-
253), donde se presenta el taxon en cues- lecciones de Reverchon en la Sierra del
tión bajo el nombre de H. pilosella varo Cuarto (Granada), y no se había indicado
incanumDC. fuera de esta zona. Sin embargo creemos
A finales del siglo pasado los monó- que se encuentra también el Sistema Cen-
grafos alemanes NAEGELI & PETER tral, pues vemos que a él pueden atri-
(1885: 176) proponen como especie nue- buirse con facilidad una serie de ejempla-
va H. subuliferum, planta recolectada en res que hemos recibido, ,cuyos datos de
etiqueta transcribimos:

68
G. MATEO: Sobre Pilosella argyrocoma y especies relacionadas

Hs, MADRID: Cercedilla, Sierra de sed indumento densiore. Capitulum me-


Guadarrama, zona superior de Siete Picos, diocre, involucro atro-viridi, 1 cm longo,
pastizales sobre suelo silíceo, 30TVJ,- squamis linearibus, ad basim 1 mm latis,
1215, 2060 m, 3~VIII~1996, v.J. Arán & dense jloccosis et nigro-glandulosis mo~
M.J. Tohá, VAB 96/4313. dice hirsutis. Ligulae quidem luteae,
dorso purpureae, Circiter 15 mm longae.

PiloseUa winkleri (Naegeli & Peter)


G. Mateo, combo nova
== Hieracium subuliferum subsp. win~
kleri Naegeli & Peter, Hier. Mittel.-Eur.
1: 177 (1885) [Basion.]
== H. winkleri (Naegeli & Peter) G.
Mateo, Lagascalia 15 (Extra): 376 (1988)

Es éste un taxon bastante semejante al


anterior, que también parece encontrarse
emparentado con P. argyrocoma (cf
ZAHN, 1923: 1196; MATEO, 1988: 376),
para el que Zahn acepta la subordinación
como subespecie de éste que hacen sus
descriptores; pero en el que se puede
también ver' una clara impronta de P.
tardans (Peter) Soják., ~n sus pequeños
capítulos e invólucro con predominio de
pelos estrellados y escasos pelos simples.
El tipo corresponde a las sierras gra-
nadinas, aunque resulta fácilmente prede-
cible su presencia también en el Sistema
Central.

PiloseUa aranü G. Mateo, sp. nova


DESCRIPCIÓN: Hierba perenne sin
Holotypus: Hs, MADRID: Cercedilla,
estolones o con éstos muy cortos y grue~
zona superior de Siete Picos, pastizales
sos. Hojas en roseta basal, de contorno
sobre suelo silíceo, 30TVL1215, 2060 m,
elíptico, atenuadas en la base pero sin
3-VlII-1996, 1-"~J. Arán & MJ. Tohá,
pecíolo claro, las adultas de unos 3~4 x 1~
VAB 96/4312.
l' 5 cm. Haz verde, laxamente tapizada de
pelos simples blancos y largos (24 mm) y
DESCRIPTIO: Scapus circiter 8-12
de pelos estrellados. Envés verde~grisá~
cm altus, aphyllus et monocephalus,
ceo, algo más densamente cubierto tanto
dense jloccosus atque sparse hirsutus,
de pelos simples como estrellados.
pilis insuper glanduliferis, nigris atque
Escapos cortos, sin hojas, de (5) 8~12
versus apicem frequentioribus, praeditus.
(15) cm, monocéfalos, abundantemente
Folia rosulata, elliptica, 3-4 x 1-1 '5 cm,
cubiertos de pelos estrellados en toda su
supra viridia, sparse hirsuta et jloccosa,
longitud, medianamente cubiertos de
subtus cinereo-viridia, similiter induta

69
Flora Montiberica 7 (X~ 1997)

pelos simples de unos 2 mm y creciente- Pilosella velutina (Hegetschw.)


mente cubiertos de pelos glandulíferos F. W. Schultz & Schultz Bip. in Flora
negros desde su base, donde son laxos, (Regensburg) 45: 422 (1862)
hacia el capítulo, donde son densos. == Hieracium velutinum Hegetschw.,
Capítulos con invólucro verde muy Fl. Schw.: 774 (1840). [Basion.]
oscuro, casi negro, de cerca de 1 cm de = H. incanum (Lam. & DC.) Zahn in
longitud y algo más de anchura. Brácteas Engler, Pflanzenr. 82 (IV.280): 1182
lineares, de ± 1 mm de anchura en su (1923)
base; cubiertas de abundantes pelos estre-
llados, semiocultos por los no menos A diferencia de P. ~fficinanlm tiene
abundantes pelos glandulíferos negros y pelos estrellados en ambas caras de las
cortos (0'2-0'4 mm), acompañados por un hojas, pero a diferencia de P. argyrocoma
tapiz superior más laxo de pelos simples y presenta estolones finos y alargados
grisáceos de unos 2 mm de longitud. siendo su indumento involucral predorni-
Lígulas amarillas, con el dorso rojizo, que nantemente glanduloso.
alcanzan unos 15 mm de longitud. Se trata de un taxon relativamente ex-
tendido por Europa central, del que no
DISCUSIÓN: El predominio de pelos conocemos ninguna recolección en Es-
glandulíferos negros en invólucro y parte paña; aunque al mismo se han atribuido
superior del escapo nos hizo pensar en un numerosas citas, sobre todo en el pasado,
primer momento en la posibilidad de que correspondientes principalmente a las
se tratara del previsible cruce con P. offi- especies del grupo que estarnos anali-
cinanlm F.W. Schultz & Schultz Bip. (= zando aquí. Su presencia no solo no puede
H. pilosella L.), pero la fa:lta de estolones, descartarse, sino que más bien creemos
unida a la escasez de pelos estrellados en que es bastante probable, al ·menos en los
el envés, nos lleva a suponer una influen- Pirineos o la Cordillera Cantábrica.
cia de P. vahlii (Froel.) F.W. Schultz &
Schultz Bip.; especie en la que, por otra
parte, ya se han detectado en zonas de la 3. RELACIONES ENTRE
Cordillera Ibérica no lejanas a la aquí
indicada, casos de cruzamiento con las de
ELLOS
\
esta misma sección (cf. MATEO, 1990,
En la siguiente tabl~ expresamos las
1996a, 1996b).
posibles relaciones entre P. argyrocoma
Por otro lado, la única especie de en-
(en el centro) y otras especies del género
vés verde y glabrescente que se presenta
que conviven con ésta (e~ la periferia y en
en la zona es P. vahlii, cuya hibridación
letra cursiva). Entre ellas 1).emos colocado,
con P. argyrocoma debería dar un resul-
en letra normal, los présuntos táxones
tado casi exactamente igual al que hemos
intermedios. En el caso del intermedio
observado en la población denunciada.
con P. officinanlm se pone un interro-
Todo lo cual nos lleva a suponer para este
gante, ya que tal taxon no ha sido detec-
taxon un origen en el cruzamiento entre
{tado, aunque creemos que podria serlo en
ambas especies.
cualquier momento. .

70
#5

G. MATEQ: Sobre Pilosella argyrocoma y especies reb.lcionadas

P. pseudopilosella
,¡.
P. su"bulatissima
t
P. tardans ~ P. winkleri +- P. argyrocoma ~ P. aranii +- P. vahlii
,¡.
?
t
P. ofjicinarum

4. BffiLIOGRAFÍA
FRIES, E. (1862) Epicrisis' generis .WILLKOMM, M. & 1. LANGE (1865)
Hieraciorum. Uppsala Univ. Arsskr. Prodormus Florae Hispcmicae. Vol. 2.
(Math. Nat.) 1862: 1-158. Stuttgartiae.

MATEO, G. (1988) Sobre las especies ZAHN, K.H. (1923) Compositae. Hie-
españolas del género Hieracium seet. racium. In A. Engler (ed.) Das
Pilosellina Fries. Lagascalia 15 Pj1anzenreich 82 (IV.280). Leipzig.
(Extra): 3~9-376.
ZAHN, K. (1928) Notes sur quelques
MATEO, G. (1990) Dos nototáxones Hieracium nouveux ou critiques de
nuevos del género Pilosella Hill l'Herbier R. de Litardiere. Arch. Bot.
(Compositae) en la provincia de Bull. (Caen) 2: 193-202.
Teruel. Collect. Bot. (Barcelona) 18:
155-156. (Recibido eI17-IX-1997)

MATEO, G. (1996a) Contribución al


conocimiento del género PiJosella en
España, III. Sección Auriculina. Flora
Montiberica 2: 32-41.

MATEO, G. (1996b) Sobre los táxones


del género Hieracium L. (Compositae)
descritos como nuevos en España, 11.
Letras C-D. Flora Montiberica 3: 18-
30.

NAEGELI, C. von & A. PETER (1885)


Die Hieracien Mittel-Europas, vol. l.
München.

SCHULTZ, F.W. & C.H. SCHULTZ


BIPONTINUS (1862) Pilosella als
einige Gattung. Flora (Regellsburg)
45: 417-441.

71
Flora Montiberica 7: 72-86 (X-1997)

AVANCE AL ATLAS PTERIDOLÓGICO DE LA COMUNIDAD


VALENCIANA 1

Juan José HERRERO-BORGOÑÓN*, Isabel MARTÍNEZ-SOLIS**, Elena


ESTRELLES*** & Ana M. mARS**
*F.M. Escuela de Jardinería y Paisaje (Ayuntamiento de Valencia), Paseo de la Pechina
15,46008 Valencia. **Dpto. de Biología Vegetal, Facultad de Farmacia, Universidad
de Valencia. ***Jardín Botánico de la Universidad de Valencia.

RESUMEN: Se presenta una actualización corológica de la pteridoflora reconocida en


la Comunidad Valenciana, basada en una revisión crítica tanto de los herbarios valencianos
como de la bibliografía disponible, y completada con datos de campo recogidos por los
autores. La información así obtenida se ha representado cartográficamente sobre retículo
U.T.M. de 10 x 10 km. Como resultado de ello se aportan los mapas de distribución de los
47 táxones de pteridófitos (no se incluyen los híbridos) cuya presencia es admitida actual-
mente en la Comunidad Valenciana, si bien 4 de ellos se consideran como dudosos al ser
probable su extinción en la misma. Además se excluyen del catálogo de la pteridoflora
valenciana otros 5 tá.xones que aparecen citados en la bibliografía.

SUMMARY: We come a chorological update of the pteridophytic flora recognized in


the Valencian Community (E Spain) based on a critical revision so much of the valencian
herbaria like of the available bibliography, and completed with data offield picked up by
the authors. The information so obtained has been cartographicaly represented on 10 x 10
km UTM grid. As a result of this is contributed the maps of distribution of the 47 taxa of
pteridophyta (theyare not included the hybrids) whose presence is admitted at the moment
in the Valencian COmn1unity, although 4 ofthem is considered as douhtful upon being
probable their extinction inthe same. They are also excluded of the catalog another 5 taxa
that appears mentioned in the bibliography.

INTRODUCCIÓN (1990) en el ámbito de 'la Península Ibé-


rica y Baleares.
Aunque existen numerosas referencias En este contexto, y con motivo de la
y citas publicadas de pteridófitos en el elaboración del "Programa General de
territorio valenciano, han sido escasos los Conservación de Pteridófitos de la Comu-
intentos de realizar una síntesis corológica nidad Valenciana", se ha llevado a cabo
de las mismas, limitándose estos a algu- una actualización corológica de lapteri-
nos trabajos, realizados a diferentes esCa- dofiora valenciana.
las, de los que se pueden destacar los de
MATEO (1984) e IRANZO & al. (1993)
en el ámbito valenciano, los de BOLOS & METODOLOGIA
VIGO (1984) YBOLOS & ROMO (1991)
en el ámbito de los denominados "Palsos La metodología que se ha empleado
Catalans" (Cataluña, Valencia y Balea- para ello ha consistido en una revisión
res), y los de SALVO & al. (1984),'FER- crítica tanto de _las referencias bibliográfi-
NANDEZ CASAS (1989) Y SALVO cas como de los pliegos existentes en los
1 Trabajo realizado al amparo del proyecto LIFE B4/3200/93n66 ("Creación de la red de microrreservas de
flora de la Comunidad Valenciana"), cofmanciado por la Generalitat Valenciana y la Comisión Europea
...
1.1. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

herbarios oficiales de la Comunidad Va-


lenciana (herbarios ABH, VAB, VAL, •••• ••••
liD~ ~ ..../

•• •••••
liJ It~
VALA Y VF), complementándose es~a •• ~
• ~

.
información con la obtenida en varias
campañas de salidas de campo planifica-
~Iti:
El]
• ••
•• • •• •• 1/
LL

das con la doble finalidad de, por un lado


confirmar las citas más conflictivas, y por llIil • '. • ••• ••
Il!!lla ~
•• •• •
•• ~~I
GEl
llI!l

9
• 1.

otro de prospectar las zonas menos cono- • •


l• •

•• •••••••• •• • •• •• le ~I

.'.
II!!O

cidas a nivel pteridológico del territorio. lSll'a •• 1m

Como consecuencia de esta revisión ,. ••


l.~
•• •• •• •• •• ••
crítica de citas y de pliegos se han dese- I~
,.r-. ••••• •• •••• •• ••
••
chado de esta síntesis corológica varias de
ellas, bien porque se ha comprobado que
•• ••
•• •• ••
•• •• •
corresponden a otro taxon diferente al •• •••• •••• ••
•• •
• le

••••••••• •• l. ~lW
reseñado, bien porque correspo.nden a
localidades atípicas, no respaldadas por
[!!J.
El

•• ••
.1.
•• • ia
. fj&1
\ I

•• •••••• • ••
\
pliego y que no han podido ser localiza- I
das en el campo en los últimos años, o
bien porque corresponden a referencias
•• • ,
i
i
,.
antiguas que pueden considerarse actual-
mente desaparecidas. Las citas bibliográ-
ficas fiables y las basadas en pliegos de
herbario que .no han podido ser confirma- Adiantum caoillus-veneris
SI

-b.í _mi
~
I
E]
ru
1
1o
I~.J
""
'2O.:m

I
das en el campo en un período más O
menos reciente, pero cuya presencia en el
lugar de referencia es todavía posible se
, Ll
han señalado con el símbolo "?".
La información obtenida a través de
estos métodos se ha representado me-
diante una cartografia sobre retículo
U.T.M. de IOxIO km, escala que facilita
un nivel de detalle suficientemente signi-
1m

El
i""-¡"-r-.,
¡J
I
v
r ••
•••
• • ' .... 1/ I~
lIIll 9
ficativo como para conocer los patrones [!!J v I ••• I!!J
j j
de distribución de los diferentes táxones
en el territorio estudiado. i '--o I \

CARTOGRAFÍA DE LOS
TÁXONES

Se incluyen a continuación los mapas


de distribución en la Comunidad Valen- 1 f t
1.....,
ciana de los 47 táxones reconocidos en la
presente síntesis, ordenados por orden ,1
\ I t
alfabético de género y especie. VE] H

Anowamma leptophvlla

73
Flora Montiberica 7 (X-1997)

! .. I

t I l. j ¡ I I 1\;
",¡L I
, I/'
¡¡¡¡¡, "-,' -.' , !'l¡¡;j
r¡ ,I '' I ,.:If'.J
I\! ! ¡ ! , \
!( I ,
I I \Y
1 f1 I i 1 1 Ii

, ¡] i
¡
17
l' 1 !¡
Ir!
o
!
2(l"'JT'
i
;
~--1
I N 1

/Asplenium adiantum-nigrum
~, .... 1
1~:.,1
IAsplenium foreziense
!
!!J 1(';:
••••:,.\~
l• • l I!!:l~~1
!, !!J
'ft:1I'
Ir'' I !i
I

~~1
.1. .'.1"
!!JI
,
I le
• !
¡
!!J I
\lj

.••••••••
¡ I
! ¡ 1 \
~! im , I T ¡ \
1
/- I
.. ..
,
~
;
:/i 1"/: i i! :

l•.!.•
¡¡;¡¡\ !
¡a' ¡ '1 7P' ) ¡ I v
I I! j ,

.í.
I

rnIA
.1 r. i!!J
!
i ic-t'\Li 71
,I ¡ I i I
.'•.
I!§J , , \
Il!l[j
Cl! lID \1 I 1) '-- I ,1 [!!J

9
¡g¡

•• lit•fe. ••r. lfí.l/id I O I


I!!n !
I
r+"
I
"Ir
.? I
1, I
\
'? I
A'
1

ll!l !
ffilll"il ••
•• •• .: •• ¡El] !
!
é'l
J.._,
LJ r\ l:f ''\...!/ ¡lE

.'.
1 I rJ G!l I !l!lJ
i r
•• !
I
I '
! I
r r¡;:;::i h.•• •• •• i\
1 I
i
I
¡
¡ , I I
.1 I 1
1

'.
1'--"- '\

•• ••• ••
l• ,
I • •1\ \ :/
'-J ! !\
•• •
l!!l I!!¡j
I
II
~

••
••\.,. •• •• l'•
•• •••
g¡ lA. ~ h El
fi!l fa ~ :~ l!!l
: , ¡¡¡¡¡ ¡;;I!:l
'\ .< '-
\,.
1---.

• ../1<'

r I :'
7 I !\

.1'f
"' .......
r ¡-..,
)
1

I
I r
r
'"
f7 r [7
i\ !
t
I l
I!!a
r
,-h4-
V 6El

I!!a
o
l!!!!5iiI
N

"'''''
1\
Ir' 6El
o
.t.."'"
IAsnlenium fontanwn
,~.

1
li!lI
L... l-Bll l!!!!!Ii;¡¡¡l
,-
iAsnlenium maioriCUDl

74

1.1. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

·., ·Fl
¡el\.. J

•• ¡¡;¡JI
::'~i7.. .v
----.L..L
11 fij • • • " _ I
1~ ,). .~. I
!m \1. J), l!!J 1
l!J¡J I Ir~( ••••• I!!J 9t<Di
'• • •l4Ii ••
¡¡;¡J I ,. • • i\ I.8I'e il
r;:¡1-.+-...: • • •• e l!lJ I
e .'e. e.1 ,
'_e:
! !/!

i. I !
I
!

,.
I.l.e
¡
\
\
1
:-----.1 1.1 • • •' \ '
_¡ i I , .

1_1 i '.1• • • • •
: 'T
• , ¡
j~
.1...
.r • • • •
lel.

l....
•••

I¡¡] I\!!!J
lSJalata I • • • \~g:¡

! '- ,\..~ • e'.\.r~


!\ er.,e l

.--J!, ;••••
.. (1
,/L-'f
I
~.
I

¡m'
l• • • I

, t I( • TI '

,1" •"' ..... ! I "


i, !!!!!5iíiiiii
C' 4'Cl(rn .
! !!!!!5iíiiiii.

lAsplenium oriopteris ,Asplenium petrarchae subsp. petrarchae I


f1"< J -L \
mlr" I I \ JI
!El 1 ! 1\ I
'Ei
I~i
I
i
m

--
!.!J. -. •• el 1 !!J.-/1
alAI

\1'1.~
!

:
I
i
11
1, \
¡
I \
l
i iJ
¡v'
i • •••• .'
iL
y \ I
• ••
1<-', I : \ i l/j mi 1.41 ••l/ '
,,......: ! ¡ ¡ \ Vi c-li1 ~ 1-1-. e \.,.J I
tm le ,.'.1.,
1/
• ¡ \
,i'
I~
[!!J

~I
¡
~

.1.• •• .,• l. .1• I!l!l

.
• 1

I
, I I.? 1
,
¡¡;¡J ILJ f\lJ [\..Ji I!!J
~I~. ll!I

f¡¡ 1 ! i ;' I i
¡
I
~
i i
•• ••• • 1I I

'i.. ,1 I i , •• I
1 I I

••e
! ·1'.....;....,1 1 i 'l'-'+- ,\ '
I Ji i ; ,1 I ¡
!i ! ¡ ¡_,.I .1.'
l.' •
!
r, ' 1 I •• I\! i I I I 1\
,'J 1_

.
.' -r
• rw
i \,,"
•• • Si \I!!l

1\ I i i( I
• • ••
liiEJ

• 0:::. •• 1\
~

\
.~

(
I~g¡
1

, I ¡
I ( I I (
I
1 '!
•• (
l--'

'+-., ¡!
I i +" I l·
I1 I ! r iT I I
ir' ¡ i .~ I 1/ I I / ·
1\: I
¡ r, ¡
JI
Ir'! \iE1
t
"
I
1
¡\
I 'k
I ¡
I
1
1,.1 I!!D t
L...hJ...J li!!J ~~"'l LS4-1i!!J Q
"'Km
lJi)

"1
liiEJ ~
.-
IAsplenium petrarchae subsp. bivalens Asplenium ruta-muraria

75
Flora Montiberica 7 (X-l997)

ir 1"-.. Ll\ ~l
J !
mi"," \ 1 ID
m,
,
'\1
"

\ i t1,. I
'\ i I L1 1
i
Ij, V I
I
l.
.'
¡¡¡¡¡i i I [/J
r;~ 1/
1-'
i
1; I
I
I
lWl
Cl"El
¡

Ir'
1)
)

r---.I í
1- 1111

~ fe.[
I
I!!J
Ill:!!l

O
col lttJ I
l• • • \jj\e • • • •
••••• ll!!E q
¡¡¡¡¡
I!JJ J..,..
¡
I
il f\ if ,1\.. 1/ lE
I tm
i !!!l .lit 1 • • • ili!
I
i ¡ i 1/
I
1/ I
I
1
¡
!
! I 1
! !
¡ i ••• I
1 I : !
I ! ; •••
I
l'"-i-- i 1 1\ , -¡....., •••• \
I " I ! ¡ ! J. • •1
•••
rtt
l I
I
I
I I
I
I
I
!
; ¡\
i
II .1•••' ••_
r• • I •••
I
l'i
@J
ll!!lJ
~

~
,
i
\..
I

h
I
'-¡-o
,
I
"'k ffiJ·

fi-.J
\<jEl I
I

1
laJ• •
G!I
lli8I
, I

.re.~

¡eral
••••

..... • • • I~
"'"'l!!!l
\4li EJ
¡
¡
\
I j..-'
(,
I \

l• • • • •

~
• (. i

! 1/ 1
i f
.......
,
I
I

f
, ,1
.\
I
I
I
I f
~, i
~ II
i I \
I ¡ i I
! I i t1 I
I 7., . ( l I
"- , j'
ti ,EEJ
I
t I
.
Ii~.j
,.,""'1
Q
I • 1,;7 e!l
i
\0
t
'"2Ot(rrI
~
Ll4-- SJ 2lJ _~:- B!I I; ~ ._
IAsplenium Sffitentrionale Asolenium trichomanes subso. ouadrivalens

r 1"-.. J - II!J
!I
!'!Jrr;;
7 "-.. LI
\ \ 1!!:J.........r
m!(' ¡\
m' I J.. ! fiJ¡ I lllpd'
i
! \ L1¡ i i i \.11
I i ¡ J , 7 1
¡¡;¡JI 1,.1 i ¡ \ l/ iI !!!l 1. . I j¡

dfi:J ¡,.....
1/
1-'--
¡
, :
,\ l¿j
A I
i
I
!
~~
i") i.-
iJ
1-'
• VI
7¡ \
¡;t'2J1 \1 I [) I!!J I "'"

e
1m \\
.

9
11,.... r
ll!!E lJl!l
t!!!J ~!( cr!!J I Ir- \-- ¡-...... Ir'
I
jj V 11 v
!!!l Y \if 1\...1/ El f 1\ 1J 1\.1/ I~
\El IEJ ! I!JJ tm
1'---1 I "-'
1/
, 11 I
I
I
11 11

f'->o t- 1\ I l'- l-- 1\\


J
II
"-
••
L---.
.,\ II
1\

I:l!l
ffil h 1-...
tw
~I!ll
\I!!l
I
I
l3lI
ll!!lJ ~ L....
"El
III

1\
\.
(
¡.t\ I \
o\.

f
li
• ~
rL-'

I I
.... ¡;:;;>

t'.... r r--,
)
1I 1 1/ I I
1\
ir'
J

__ \!llI
m
o
t
"''''''
. '\ I
r;:l e!l
o
.t"''''"
lI!IlI
~b{ ~
.,- I!!!!I
-b.{ :-I!!l ~
.-
Asplenium trichomanes subsP. pachvrachis Athvrium filix-femina

76

J.J. HERRERO-BORGOÑÓN & al. : Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

11!:l~
(1"-. ( i'-l. '"'
!!J Ir-
ro .JJ.J~!
..•
1

11-
'1
L!EI' lLJ
~::
fj /)
,

~I
·1/
I!!J 1I l) ,.- ~ I!!!J

ir r ""'í

9
ll'l!J
I!!J
,

I
1) f/ i
L!EI 1\ ' I\.. / [

.. • •••
[!¡J! --...! I [l] !
,l!:J--t-f't'--...!++-H'-t--tl-+-t-+t'f--'I 1m
1 U; 1/ I 1I I I 1)
I I I leJ, i
1 ~ ¡ ,

I 11 i
i/! !
i
J
, i
1\
! 1

I
I ,
r t:-"
i J

JI I
.'• .1!

,
I

• •••
'
1\

1\

••• •• I
''{ h
i l1!l !!ll
I
II!J)
•• •••••l'
h le ~
te "'re:
,
~1!1i)
~
I il. ••, l. • I
: f i I
~
I
, I
II f
J5 •• 1..
"...v-,
I
I
1 ¡
! •
• •1
I
I •• ~
Ir' I f 1" , 1 ( I
i\! I ! J I: t• 1
I ji

I~""I
1-. i ¡r,El I [¡-' ¡ El
r&1 L::bfW.
~ !1"1!!!!!!Ii;;¡¡j""'",... I ~
'-4i-J¡;]l) • •• 1

1..... "

.
Botrvchiurn lUnaria

,. • • ~~ !!J !!Jir
Ir 1'-- .\
(
Il..~
~~

••• •• • •~I ro fEJ \

.1.
••
, I J.
11 ~ 1

•• ••• 1 ¡ 1.-

,~ l.•• •• • • ¡¿ I,
!!!J ~
iJfJ
¡;;¡¡

JI
¿
k
1L

~I.I
•• •• .-r.
l. ,.•• • le
J 1 ¡¡p:¡ lID I
I
) v--
/! Ji J
I!!!J
[!l¡j
•• •• •••e Z!!J tm
r '"V (
i
, •• Il!!!l

Q
¡¡¡:¡.,.-. • ••• • ••••••
O
•• ••
,
! ! .
!!!J l. 1 !!!l .fl\ ) \.. V I~
,
I ¡¡¡:¡ [!¡J ~. I I I 1m

• •
•• , • •••• • • • J I I U I ! )

• •••••• ••• • •
I
! ¡
i
I I
I
I I
,--f-, I I~ -., \

l. • • • •• ••••
I
I 1/
•••• ..•• •••• •
!
I I I \

•• • ••• •••
"~l ! 1, 'l. ¡,,-,'
¡¡¡¡! .. J~

·
l1!l !!ID
,.., ul!!J
•••.Ie••••• • • l.••
fi!]
!!!I ~I!:l ~

~ ~I .LfJ
\ 1\ ' { J

• •• : f
,-'
(
f
15
(
..... V"'

J. •• lele
! ~

li' ( !
j
I f'\

ji
l' I

11
)

l. • . t ! J 1\ JI
.t
l° .~~ I
i,.l' El , vlEl
o "'IOn
¡;;;¡
c....:b4 U[;!!; I!!!!!!Ii;;¡¡j,J ~
Le:,¡ U¡;]l) l!!!!!!Ii;;¡¡j
>."".
,
,~
I Cheilanthes hispanica

77
Flora Montiberica 7 (X-1997)
\

Bj("! 1 tI':! I
D
k... '{
n /tí ! I l.r' I
i~'i 1 , . I ! : ; I ItI I
mi\ , DI ¡mI \1 i 1) I Ir- ' ~ lEi ¡
1.1
~ ...1. ••
o !

i ••• [im

1/ I l. 11 I

1 I I I

! I I [ I I
1'-+--.1 I !\
1 )
i,
!
!
!\
j
II
l i ! 1\ I i

'""-
i 'jrcJ
I
l!EI ""'
I

.1. "
1 ....
'-<1'.J
1\ I (I! I
lí, I
t , ; I f
Ir--.
I
I

i
I
! 1',

1/
! ¡ I I~.I
it.'
l.
• I I
,.. 1.
Ilo ! I 2)1(rn. 1
• Irl'¡;¡¡¡ !
Io
t
11I X!l<m
1
i!!!!5;;;i I I!!!l e-i:::,jf- I!!!l jl!!!!!s;;;;;i._
ICheilanthes maderensis

:1 1"- 1
1/1\...
!!Jlr E:) ~-1 m1('"' I!J........,.,..
~ I ~! ID i'1~
I1 ~ ¡ ! , 2
1
1\ .-J I

k=N:
el
~
1.-' I

¡,¿'
Ll I
1
I

! r;::~f-
B]i
,.... •• ¡,¿
lLJ
! I ?

.'• I .....
m \ 1 D ¡,.,.. ]a tm I!!JI \ tal I!!l

Ir'" ...- eni


.......,
n lII:§l li!!J

q
I!!!l ;:g¡j
Ir"" l.
,

el
¡;¡¡¡

j
I-J
V
'\ l! 1\.. I/I[

iJ
1iZI
I
i
i
~
l!iJ

i ¡/,
I
¡
le
1 ~
I

I
-Ir\. LJ
I I
i~1

:/
I!ll
9
I
¡..... h t- -..,
1\ 1\ ;
) 1
If ,1 \
1\ 1\
L- ¡,..
cr¡¡
iiil
JI!!!
'j,f&J
I!ll
liiI ¡...,
. \El
lID

""' \. "" fl'J I \\


h

'"
1\ ( 1\
lí ,.V" 1--'
f ( 11 I
h I h
I I
1/ 1/ I
1\
Ir' el
o
.t
20"'"
I
1\ J
Ir' I!!!J
o20....
.t
li!!l
~ f-1!Ill l!!!siiiI
'-
li!!l
e-b4r- . I!!!l ~
.-
Cvstooteris fra~ilis
1_,
" .:

78
..
J.J. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

,~.\ i
iD<"-' I i\ ID .,..",., ~r-,..,.-tH-(!'~c~r\'"t'í~ ~
f!l 1 I ll..Pt7!
H'i-"'¡:-H...l----1--t""1:n
L
l' I
I
'1.
V

- ••
I'H1-!-r'íl'/-
Slh-:J.l:i-;+-..J--; I
SIl
1 e-
11"'"'. I \ /' I
I ~f l!l!J
1
rc: lt\ tJ ,.....
,
¡m' \1 : J) ,.-.' "
l'
¡ID \ D
l!l!J (-1"""""¡--...(
J v
ll!J 1/ i \Ví\.. !!.!1J ll!J '.1\ J \.. I~
el: :-+--Ji I I i) 1m I :
¡;¡¡¡ -....1
, , 1m
¡ .I 1 ~I ¡ I i I ! U i 1 .r
!: :' 1 1 ¡ i I I I

"' ' : I \ I , I I I I
,I
il1!HtjII!1¡1\
l ' 1 I : i ¡ i I
'"'- -.,

,¡ ,
J

I
¡
I \

\1
1
¡ ''{ ¡".., ¡ I ! ~ .~I ¡ I l.
I!!!
Iij]! '-. -.

I
t'" I!
¡'1
;~
~~ 1
,
f ." ~ 1

'Drvopteris fJlix-mas IEQuisetwn hvemale

.r ....... j..,.,\
~),
l.
\ l I!:J
iD ir"
f!ll 1
I
I
~~I
I !
\
l!!l 1..-' \ :L
I 1)-' v
r;::fi:J I
• f1
¡ID' ..
.' !) I ',..- i ll!ID
-.., f, lmI
Cll¡
q
~
ir"
li v1\
ll!J
¡;¡¡¡
' ,y
-..J¡ .1 . I
, 1
\. lJ 1\.../
I 1m
r
I
!
Ui I I
• 1/
i
i'"'" h 1\
J ,
11
'j
I

¡¡¡¡
lii!!I
i..-

h
\..
......
. \

...t
1m
':::jfI:J

J
1\ (
1\ ¡...-'

f t
, r--..
I I i
/ f I! I f
1\ 1

I~·m
" ! J
,}., ~ I!!!l ~ li!!)

l3l Lb¡:;- BD j!;!J


'--~
_(;1)
i ...
IEguisetwn arvense I Eauisenunoalustre i

79
Flora Montiberica 7 (X-.1997)

..
.. ,
f

•• 1 •••
I!..
aa
l!!J-/
~
mir-
mi
fl'Jli J.....
' Ii \
: 11\ 1 ~l
! I!!:l
......r~

.....••••
, ¡ iii I \1.\ i
~ I ¡ I¡i , \ YJ I
001 k' ¡ i ,', i JLj !
i r.l trl I i ! \',.-j I

•••• J gz¡
~.
\1 I ,
Pi , i--
/' ,
I
, , fJ 1
I ; ¡ ,r t!!J
llII!l
i
!
lI:D:
I

~ tm ir ~( I
(l:!i

l!!l


1 • • ~• • • • •
• •••
,• • • • • • • •, . \

i.!
l!!l
j
, ,1 , v
rel ¡ 11'\
! ,
lf 1\..1/
I
I
,
€l
! q
!
r;;¡¡


1/
1..
.,• •...
l." ,.1. ...•
••••••••••
• • • • • • • • 1.

. '• • •1 • • . • • • • •
pm ,
I
I IJ

I
,
[!ID .Ji i
i
, ¡
I

I I
I

,
,
I
i
I ,
i
I
¡ !
ij ¡
!
1

¡
l!lJ
I
I
J'-+.-, 1
,1
I 1\
I ..
I,
I ! I
I,
••••••••
,.'.'
• • •1
1
•••••
• • • •!
I
i
i
li I
l' ! I
I -..¡ J,..,
I
I
i
1 I
I
I
i\ ¡
,

].
¡

1. "". • •••
\@!! i - '\.. I~
§ ••••

• • • • • i~El
[!ID \
~l ..... ,
i

j:,,- ! IjEl I,

.I.!
lIiilI • • • !]J i
I !
• ....~ • • • 1. \ I I 1'-1 I ...l-' J
\ ••• e' I
1\ 1 I I I( 1
, ,.....r---r I
l..
j .......... !) !
,
1 1 r
¡r
I ! ( \ f!

...
, "" . I ( I i
.1 .1 \. ""I
rJ
I
I V
¡

I~
\ i\
• !lil
L l!!!l
e.--::.{ _I!!!l
- !lil I
lo "''''''

EQuisetum ramosissimum
Il!!!!liiiil ". 1
I !T~p.tp.!: . l!!!!!!IiiiiiI".1

• ~
f\"-....I \ e\ 1l'.....L -J...
mlr- el ro Ir- i . - I!!:l~
i

!i:l' I I \ !!J 1 3.~


I
i! .\ 1.\ I I J.
' I
I i! I I \

l. \L iL
BlI k' , I
00 k-' l \ I \
- ,
I

r.l
,<- la r , I 1.<] I I ¡,r ./
1

.'••. ••
1l j k:- ' V' i
rm' \ )
! 1
\
cm I 1m' ). r-f 1m
.,... -.... f
r .,... r-- í lIIIl lIIIl
!!ID r
[]
9
I!!!J

¡ ./ le- } ./
,
I!!l
~. ••
f--I.
,,
1\
r;:¡¡
Bl
l!ll1
uf\. iJ 1"- ¡j !~
l!lJ

j i J 1/ 1/
• •• • l.
1
I

'" 1- ....,
¡

1--
•• • I 1\

,.'r. • ••• •\ I
I
(
l.'
1\
.....
C!ll
I!!JI

1
••
....
\
• •• lCl
/'""
. .'.
••• ••le••• I
l. ~F;j

I
C!ll
iiil

f
.....

\
......
....
1-.

/
/~
(
..rf'
"El
l!!!l

t
I {
"\
""
/ ( \ / {
\ 1
¡r' I!!!I
o
.t.,"'" \
Ir'
J
Iilll
o
.t.."'"
I!!:l
'"-4- I!!:l l!!!!liiiil
.-
l!!!l I!!l ~
,,-
IEQUisetwn tehnateia '.

80
J.J. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

~I 1\' i ! I LLJ
:' ,1-'1 '/l\
Ic.:-+' .f-;++,¡-+!-+--'-+-l-¡--f'-1
¡;z¡1 \1 ) I ! [,-- I ' ,f
CJI
,....,,1 I:Q!J I (" T""'í! I !: I
l' \i i 'I!' I
'--1 ....->]\.",[ 1
¡¡;:¡ I I 1 I Ji\. j) '\..j¡' I . !
l!1J --.J' I i I I ) 15'iJ 1!1J-+-.J¡ ! ) I¡¡¡:-
I f ¡ ! I 1
I !/ I ! i I !! I ¡

¡ , I I 1 ' : ¡ 1 ¡ ~ ! ¡ j ¡ 1
1" i ! ¡ 1 I i -;.. I , I I i I_\!
i .~,..., I ! I 1:\ i r+-,: ! ! ¡\
J i I ¡tNi I 11 I i! \ I
(¡ '. : \ 1 1/ ¡ i I
I I ¡ ¡ 1\ I l' ! ! 1\,
I '{ ....,: !: I '~ ; 1';',

lJ1l i i 'Y I I i!!<J


l!!lI '-o ' 't::: ! i I . ~¡;;;J
'1'''1 I'!).
\ i ¡ '.1 \
!\' I 1 '/~'i l'
f ! I .!i
"-,,! i¡fl
I
i
: ¡i I i i 11 I
/ 1 1 i 11 rJ !
1,: ¡ ,ji
!}. ; ir' i 5!lJ
t
N
,
\ ! I
: 1) ~"" I ¡o "'''"' I
á!!l~1!Sl !!!!!5iiiii ! ¡ !!!!5iiiii, ,1
¡Marsilea guadI1folia INephrolepis cordifolia

!!J
El
1("
[(N! J-.I
I
"\\l~ !
I l \ !!J
I
!!J('VII
El
¡¡¡-.:.:
I ii! II~
i 1 I
\f,I!!:l..--.,
11

1 \ i \ Ll ¡ 11\ ! 1l.L\ i
I 1I, I I tj
1
I ¡ !' '+J..J ¡
~i 1,.1 ! :\I JLj i 1.-' i 'l-JLJ I
Ji ¡
: l'
I od !,
,
ji 1 11-- 1 i l!l I
. ,1' I ¡ I ¡.J r;:tft1 Ji \;;',' CD I
1m \' I l): Ir-i! I '1 1
=
!mi ! I,~,
1--. í
,~i I '/k e' O
~ , y " I 1\ lJ 1\-./ 1!11 !
@Ji ).....i, i i l' ~ 11

! f I I i J
! I I I I 1 ": I I I
I ! I I I I
I 1 ! ¡ 1\ ' 1\
J
1/ 1 I
I I I !
,
l'
1 '!..
II 1\
I !
I
131J!
--.l
1 i
\ I ! ';, I : 1\ , 1 ( .-l
lí I I .rr: !
I ¡I /1.--'
I ( I I
¡--.,,' I I
I I
!/ I I
t I
• I
" "'''"' I
!!!!5iiiii ¡
Marsilea stri~osa I INephroleplS exaltata

81
Flora Montiberica 7 (X-1997)

mi""
! ¡"-u'
li -L'
' l I I!) 7~
E!J¡
I
I iJ~'
, . ,¡j !
i ¡ , i
I

,..-, ¡¡¡¡i I( !. ID II
i ''J¡ i I ~
¡mi \1
1" 1
k-P't
I )[ ¡.-f
i/ , ;
I
I
Al
, I!D

¡ Ir .-......,:(i !
q
\lIlll
¡g¡ t!.-- f"'-,I { le' 1 I!!!J i en!

! iJ, v" ! e; A' I 1; ! , \-?t.. " , I j 1I ¡

I!!J I yi '1 .Jr.v l\-V ~ I!!J ! I ILA\ ¡; [\.J/ 8 !


¡
[!¡Ji )..Ji ¡ I el; II!lJ mti NI I I
I I
: ), II!ll
J: ; 1 i 1, I iJ ¡ l' I
I ! I I I ! l'

I
'L ¡ ;
¡ I
¡
I
i I I
, 1
¡ i
I
I-~
11 I i
i I
I
I 1 , I
I I 1
I
I
I
I !
j I
!
I
I
1''''"'i-, , i\ I I~r+-,j I
i i 1
1 ¡\ I
i !l i i ¡
i
¡/
1
! \' 1.
1 1
i( I
1
1 ¡ ! ¡ 1 I
1
!
!
1
I
I
1 , i
¡ 1
L, 'i I 1\ 1 l ¡ ¡ I \.
i \j v-., 1
1 !
,1 i
"'V' "r--i \1ilJ
I '~ l,...' , I 1
: , I '. I
r.!lJ rl1J 1 ::hl!!rl
f!] .+-.. 1=--.1
~ '1 . l2J
.:Jf!:J fiI],

I
!,-,l
i 1'1
!~
!
e i
-rJ
.:J'SJ I
1 ! lJ....;
I( ¡
i
, I
1\ ; ¡
!
I

.rf-'"
( ! I
I

I l' 1 ¡ \ /: i i ti i I I I
¡hll I I '-¡-, ! 1
~

I J' 1 1 1 : ! ¡
1
I
I

~I
1/' I fl 1 !/ ¡ I 1 fl I
!\.! j ¡\I ¡ , ';
i \! Ir! ¡¡¡¡¡ I 1-.. I ~.) l!El I •
r!9 Lhfi- eI! 2e L:hf¡..J1illJ I~~.i
Notbolaena marantae Phyllitis.sasz;ittata I
I
7f. ~

~l
, I
I!J ___ ~ i! ¡-, ~
ro 1("1- !!l !r-, ?
El 1\\ 11~ 1, El lt~
1
l' L 1..
.~ :\ i
i I
,v
¡¡¡¡! I i \L 8]1
rr '.' \ ..,\LJ
1 ¡ 1('
n e !.
¡ i j¿J i r-
in
! !
:
!
\ l,¿J
le:-+' 't
¡,..-
11, .l1.J I!D I
! !'::"V I 1/' I I
Q2}¡ 'o' I ) I lttJ \, ') ¡ Ir- 1m
ir' ...- r--.[
e
Il!!!l tt1!
i!!D I ¡ I j tmI .r""F Nf e lIIIl
1) I ..? i 1 1 Oi ; J' V'
I!!J ? il.ii\ ~ 1\... V ~ @J , 1 .Jf\ tJ I\..V
i
:x;J;
1I i
A--JI 1
I

1
1 . I

1)
I!D I,
I
I
IX!II. t-->
I j¡
¡ ¡
i 1)
I!D

i ! ¡
I 'lo. j I I 1
l'---r--
I
1\
I ¡-.... 1-
I
1
1\
(

\
I (
i
le
e l

I
\
u--. ¡.,.., i
[llJ \1Ill [llJ ~
!'!I .:Jr!:1 , el ,.., e t"I' e
JO'
~f.!IJ
'"' '" "" L.l J '"'
'" ? 1--1 flJ
1\ 1\ ~
¡.-'
1.\ /¡,.--'
11
¡ 1'-..

1/
I
, l' 1
I 1'-..
) ,

I1 I
1\ )
Ir' El!]
o
.
t 1\
V I!!l .t"''''''
lI!!lI
,-bf r-.1i!lI ~
:lO"'"

,- lI!!lI
'-6t f-1i!lI
o
~
,~

bPhioldossum vulSUltum PhyIlitis scolopendrium

82
J.J. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

.1
~1
f 1"-
ID
E!l
('"
• Jií2
I 1\
,J ¡

~n
¡;¡¡

/
r-- •• .'
1L
,
J
I
I!
l!l!J
, DI ,...... , I I!!!J
i
¡¡;El I ir
! ,.
• • • • •I . .
• • • 1• • •
ll!lJ)
i!I:!lj
! Ir' ....--
1 )
.'"2( IE!J

q
e; ; .at. .J!elJ \.. 'EII ¡;¡¡ I i 1\ ¡; \ ... '/ I
¡mi iJ! ¡ I ••• llliJ !!!J ),Ji lliJ ,:
'1 ,. ••• / \ 1 U! IJ
lell.: ••••1 f I ! I ! I
¡ I
i \i.., • • • • •1 1 I I 1

¡--:-. • ..\' 'r--- h 1\ I


1111
••

1,' \j
1.1 ~ 1/
J I
I I
,
i
I
I

lt
e"",
l• • '
.,.
,• •,.

I I 1\ ,i
.¡.I•••
1.-
1,.., LI!!)

l. (.'
¡¡;¡) .'.,. ¡¡;¡)'

lii!I le • • ¡JJ \~!!:J lii!I hl ':jfrJ 1


le. \..~ .,• • I~ 1 "'" 1 ¡
1\ • 1\ I ,1 I
) ••• • I.~ ') ..... f-' -'1
,
1
1
f
~'
1 I
I ,
,'(i
, -
i l1
h!
I (
II
l' I i I ¡Ji I
1
1/.' r1 ~ 1I1 { ! !

m
I
l.: , "1 1\1 ! J -
t
S) .
},,! V!I!!!]
L:::h4-J!!E ~
I },
L:b4-5i:J
ir' el
l. '", , ,
I~,..i
I

I
¡PoI) stlchum aculeatum
T 1
iPoIy]X?dium cambricum

f í
ID 1('" .l ID--/,
ro 1 'J..F'O
J1
j
lL
li!lJ

-
1,-'
I
~r¡ ,
/,1
; j i
Ql!j
i!I:!lj

e;
\1
!
I
1

J
"-,!
v
~-

'\ ¡; I'\... ;J lE
l!!!l
l!l!J

d
!!!JI ..+--! l!l1

! III 1 1)
I ¡ 1
I ¡
r--- h 1\
, Ji ' I 1 1
j ~ i 1/
L1 I I ¡ t\
,
1\
1 "j 1.- ' I : i \. L-I
G1l ~""'''í''' N . t!l!J ¡¡¡¡ 11!!)
lii!I h ""': 1 'j!!:J
lii!I
h ...., ~frJ

\; I 1 ..rl" J \,
I
1\ , I 1\ (
1\ '1 15 /--'

t' '!' ( ! f (

'" I
, !
1/ ,
':
I I
1 (
" /
{
{ I
1\
,
1
r" el 1 ! Ii
\ J
r' el .t""'m
S) ~_Ie I V~.J:"
~' ~bt -
¡¡¡¡¡ 5i:J "~ ......
I .• ,!
IPoIv\X?dium wIgare PoIvstichum Ionchitis

83
Flora Montiberica 7 (X-1997)
"

I ! I ! 1
m' I 11, k' \ V
.......l..c...'t-, ~,I I I/j
ic41'LI ..J ! ! ;1 J
DI !:DI
~I\r
Ir-~(
~ ~ í I I:!!J
~I
O
ll:!ll :
I 1)
i
'l.?
!
II

LJ1\ L 1\..1/
I
I

1 1.
I

I~
\ lI!l
q
¡
li!lJ
!ti; U; , I I i : Ilm
I 1/ , i 1/ i 1/1 I i ,if
I , ! ! , I 1
1
1 1 ! I I I I
!
t--t-"
i ! I i
1 ! !\
I

I i i I 1
\
I
1 I I ¡
! 1, I ]
:/1
~ ! I
I
!
I
i
I
! 1
1
1\
1
!r
~,
!
!
I

I 1 I I 1\ ¡ I
I \,1
¡¡¡¡
h i I I
i!
I
"\... \¡¡¡¡
i',
rm ¡
"t........., !

1 -..t'W tw
I
il!!I h.,-I ~
I ! '1
I
' . -Ji' \
t,¡5:i l!!!!1 1'-,

¡ \.
¡..., ' i
I
¡

'.
I
1\ i ! I l' (,1; i\ , I <.
¡( I I ¡....+-T ii i¡ I ' .... 1.-4'
(+-+--+'-+1-+..:¡..j.r'1,,---JI
f-'f+- ' r ,1 Ii
h ' I i
-ti ¡ ¡t ,1
l'

I t
I N
!
I
1\
!¡~
o "''''" I
.. .i
IPolystlchum setlferum

!
l~:l
TI ... 1. . 1 11.. . . . .L
~i
,
'o
E!J
mi
1('- ¡
••• l't.~ ¡
!lJir-
mi
I

,
lr. ¡ 1.
I yj ! [ I
,, tL 1
¡¡;¡¡!

• •
,....... l. l¿¡
VI I
I
i ['
E!!
H
1<"

~
V
¡

I

e! \ f~ 1I , i I ,
¡ !!?JI \!
d
I:!!J !J [,.... r? 1m
Q7) 1 1 ,
,
,.- •• ••
•• I:[l!
•••
rI
..•
lI!l
!m ,.' lI!l
~I!
ll:IIl
i 1....- 1'-
l. ~ l-1 11 l.?
I!i!l
¡¡¡¡i. --1
• • • ~ If 1\..11
Il'll
I1 I!i!l
~I
i\ 1 11 rE
Il'll
I
••••• •••
¡
I 1/
i i 1
I
I 1I l• I
I I
I i 11 I

• , •• • •1-
.
1'--- 1\ t'--- ¡..., I I 1\

.,
I
I ji
J•

• .1.
•••
I


• • •• • I
h • • ••
fii
iJ...
I
. ll!!l l!1J' III

•• ••
• ••
l!1J

... • •• ••
•• ¡¡¡¡¡
'- 4tjISJ El ~ 11I 4lil1!:l

1\ •• •• (
1
1\
I
...

....1.--'
(
í•

/ 'l--'

II
1 h
)
,I 1
i"\
I
I

11 -¡ I1 · I
1\ 1
\r'16!D
ro N
t %ll(m
lI!!il
1\ 1
:r' 6!D
o
.t"''''"
I!!I ',-J I!!I
!~,~o '-~ >-~ ~
,--
lPteridium aguilinum" Sela~inella dentieulata

84
J.J. HERRERO-BORGOÑÓN & al.: Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana

nidad Valenciana plantea serias dudas.


7" Uno de ellos es Equisetum hyemale, espe-
cie citada por PAU (1887) en Segorbe y
por VIGO (1968) en Peñagolosa; al igual
que CRESPO (1989) opinamos que la cita
de Pa1.l debe corresponder a Equisetum
ramosissimum, mientras que la de Vigo,
1m I r1"'
!J I
""',1 ( i
l--"'\.rl e
1 Il':!l r]-1 aunque está respaldada por su pliego, .no
~ I i ; ! l \ ¡; I\...i/ 0 I ha vuelto a ser reencontrada con posteno-
rm, ! i 1 : Illl 1,1
ridad, existiendo opiniones como las de
; lJ' 1 ¡ I ! ¡

¡ 11 ; :¡ I i ! , i IRANZO & al. (1993) que dudan de su


I ~' i i II ¡
II-hl I I ! 1
e!1\1 '1, actual persistencia en tierras valencianas.
Otra espeCie cuestionable es Polysti-
lil i ¡ ¡ 111; i U chum lonchitis, cuya única cita valenciana
K,llll:
1 ''l
¡lleN!
, i '.
,J.,-,' . " parece corresponder a un pliego recogido
i!lll !! ..,¡ 'T' ~ por Pau en 1917 en el Barranco de la Fou, -
II!lII ,-' _1 I I ::J¡¡;j
\ II'~ , _rt' que discurre entre las. provincias ~e. Ta-
1\ I I I I (' ! rragona y Castel1ón, Siendo veroslmIl s~
!(! i i ! ,-r'
I tí' I i ,1 (;; presencia en el sector castellonense, SI
I 'j-., I ! i i bien hay opiniones encontradas al res-
I JI : I I
1 ¡! ! ; 11 pecto; así, mientras MATEO (19~4)
\\ 1 ¡;
i },
¡

! Viro
t• i
I
afirma que no lo ha localizado propia-
¡
I!!!! L::i:4-J!!lE o
~".¡
"'."
mente en territorio valenciano (pero sí a
iThelypteris palustris poca distancia) y BOLOS & al. (l~90)
tampoco lo consideran presente en dlch~
territorio, CASTROVIEJO & al. (1986) SI
DISCUSION y RESULTADOS aceptan su presencia en Castellón. En
todo caso, esta especie no ha sido encon-
trada en las últimas décadas en el área
Como resultado de la revisión reali-
valenciana.
zada se puede admitir, por el momento, la
Así mismo la presencia actual. de Eo-
presencia de 47 táxones de pteridófit~s
trychillm lllnaria en el\ territorio t~b~én
(excluyendo los híbridos) en la ComunI-
dad Valenciana. Aunque, si tuviéramos en es cuestionada, puesto que tras su UnIca
mención en Peñagolosa (VIGO, 1981) no
cuenta los criterios de CASTROVIEJO &
ha vuelto a ser hallada en tierras castello-
al. (1986), que aceptan la presencia. de
nenses, aunque sí en áreas turolenses
Asplenium billotti en Alicante (cuyas citas
colindantes con esta provincia.
deben corresponder en realidad a Asple-
También plantea dudas la permanen-
nium majoricum) y de Asplenium mar~­
num en Valencia (que también se ha CI-
cia de Phyllitis sagittata en la Comunidad
Valenciana, ya que las únicas localidades
tado en Castellón); basándose en referen-
en que se conoce con certeza son MoreUa
cias no recientes, que hemos ex-cluido de
(PAU, 1905); cita cuya validez fue confi~­
la presente síntesis al no haber podido ~er
contrastadas y porque parecen estar extm- mada por PANGUA (1989: ~~4) y Benl-
doleig (HERRERO-BORGONON & MA-
guidas en estas provincias, el número as-
TEO, 1984: 12); habiéndose visitado re-
cendería a 49 táxones.
cientemente ambas localidades sin éxito.
Conviene también aclarar que entre
Existe otro grupo de pteridófitos de
los pteridófitos incluidos en este atlas hay
los que se conocen algunas (aunque esca-
cuatro cuya presencia actual en la Comu-

85
Flora Montiberica 7 (X-1997)

sas) referencias bibliográficas para la BOLOS, O. de & A.M. ROMO (Eds.)


Comunidad Valenciana, pero que no han (1991) Atlas coroliJgic de laflora vas-
sido incluidos en el atlas bien porque no cular deis Paisos Catalans, 2. ORCA.
se dispone de pliegos-testigo o bien por- Institut d'Estudis Catalans. Barcelona.
que los pliegos revisados corresponden a CASTROVIEJO, S. & al. (Eds.) (1986)
otros táxones. En este caso se encuentran Flora Ibérica, 1. C.S.I.C. Madrid.
Ophioglossum azoricum, Polypodium in- CRESPO, M.B. (1989) Contribucián al
terjectum y Asplenium trichomanes subsp. estudio florístico, jitosociológico y
trichomanes, que deben ser excluidos del fitogeográfico de la Serra Calderona
catálogo de la pteridoflora valenciana, (Valencia-Caste/lón). Tesis Doctoral.
junto con los ya anteriormente menciona- Universidad de Valencia.
dos A. billotii y A. marinum, al menos FERNÁNDEZ CASAS, J. (Ed.) (1989)
hasta que se corrobore su presencia de Asientos para un atlas corológico de la
forma fehaciente. flora occidental, 14. Fontqueria 25. 1-
Por ultimo, cabe recordar que ~a pre- 201.
sente síntesis corológica sólo pretende ser HERRERO-BORGOÑÓN, 1.J. & G. MA-
una primera aproximación al atlas pteri- TEO (1984) Sobre la presencia de As-
dológico valenciano, representándose car- plenium scolopendrium y A. sagitta-
tográficamente la distribución actualmen- tum en las simas valencianas. Fol. Bot.
te conocida de los 47 pteridófitos (45 au- Misc. 4: 7-14.
tóctonos y 2 alóctonos) que por elmo.. MATEO, G. (1984) Contribución al cono-
mento se admiten como presentes en cimiento de la florapteridofitica va-
territorio valenciano, aunque con las re- lenciana. Acta Bot. Mamc. 9: 97-104.
servas ya comentadas respecto a algunos. IRANZO, J. & al. (1993) La pteridoflora
_ En ningún caso se puede considerar de la 'Comunidad Valenpiana. Instit.
este atlas como definitivo, puesto que Valenc. Estudis i Investigació. Inédito.
todavía quedan zonas escasamente estu- PANGU A, E. (1989) Estudios palinológi-
diadas en las que es previsible la presen- cos en pteridójitos ibéricos: familia
cia de un número de pteridófitos mayor Aspleniaceae. Tesis Doctoral. Univer-
del que actualmente se conoce; de hecho, sidad Complutense. Madrid.
parece lógico suponer que las especies de PAU, C. (1887) Notas botánicas a la
mayor amplitud ecológica deben ocupar flora española. FasCículo 1. Madrid.
áreas de distribución de un tamaño supe- PAU, C. (1905) Materiales para laflora
rior al que reflejan estos mapas. Así valenciana. Valencia.
mismo, también cabe esperar que otros SALVO, A.E. (1990) Guía' de helechos de
táxones aún no encontrados en territorio la Península Ibérica S Baleares. Ed.
valenciano, pero conocidos en áreas limí- Pirámide. Madrid. \
trofes muy cercanas, sean también locali- SALVO, A.E. & al. (1984) Atlas de la
zados en el mismo en el futuro. pteridoflora ibérica y balear. Acta Bot.
Malac. 9: 105..128.
BmLIOGRAFIA VIGO, J. (1968) La vegetació del massis
de Penyagolosa. Institut d'Estudis
BOLOS, O. de & 1. VIGO (1984) Flora CataIans. Barcelona. .
deis Patsos Catalans, 1. Barcelona. VIGO, 1. (1981) Noves dades per a la
BOLOS, O. de; 1. VIGO, R. MASALLES flora de Penyagolosa. Butll. Inst. Cato
& J.M. NINOT (1990) Flora manual Bist. Nat. 46 (Sec. Bot. 4): 103-106.
deis Patsos Catalans. Barcelona. Barcelona.
(Recibido el 13-X-1997)

86
Flora Montiberica 7: 87-89 (X-1997)

NEW COMBINATIONS IN BALEARIC PLANTS

Josep A. ROSSELLÓ*, Lloren~ SÁEZ** & Néstor TORRES***


* U.D. Botánica, Facultad de Ciencias Biológicas, Universidad de Valencia, 46100
Burjassot, Valencia. ** Botanica, Facultat de Biologia, Universitat de Barcelona, 08028
Barcelona. *** Apartat de Correus 64,07800 Eivissa

RESUMEN: Se proponen tres nuevas combinaciones nomenclaturales de plantas


endémicas de las Islas Baleares: Rammculus paludosus Poiret subsp. bareeloi (Grau)
Rosselló, L. Sáez & N. Torres, Ononis crispa L. subsp. zsehackei (F. Herm.) Rosselló & L.
Sáez y Ophrys bertolonU Morettii subsp. baleariea (Delforge) Rosselló & L. Sáez.

SUMMARY: Three new nomenclatural changes of vascular plants endemic of the


Balearic archipelago are proposed: Rammeulus paludosus Poiret subsp. bareeloi (Grau)
Rosselló, L. Sáez & N. Torres, Ononis erispa L. subsp. zsehaekei (F. Herm.) Rosselló & L.
Sáez and Ophrys bertolonii Morettii subsp. balearica (Delforge) Rosselló & L. Sáez.

INTRODUCTION l. Ranunculus barceloi Grau, Mitt.


Bot. Staatssamrnl. München 20: 54 (1984)
More than five hundreds of narnes Sorne balearic populations previously
conceming balearic vascular plants have attributed to the widespread R paludosus
been published and a great deal of thern Poiret and differing in sorne· vegetative
applies to plants endernic to the Balearic and fruiting characters were erected at the
islands. Several years ago we started the specific level by GRAU (1984) as R. bar-
taxonomic revision of the balearic ende- celoi. The plant was earlier known from
mic flora (MOLERO & al., 1993; MUS & Mallorca and Formentera islands (BAR-
ROSSELLÓ, 1987; MUS & al., 1990, CELÓ, 1879-1881) under the name R.
1991; PERICÁS & ROSSELLÓ, 1983; chaerophyllus varo balearicus. However,
PUJADAS & al., 1991; PERICÁS & al., GRAU (1984, 1986) restricted the taxono-
1987; ROSSELLÓ & MUS, 1988; ROS- mic concept of R. barceloi to plants co-
SELLÓ & al., 1991, 1992, 1993) which rning trorn Mallorca and excluded the py-
prompted a comprehensive treatrnent of tiusic plants trom the distribution area. In
sorne insular groups. However, new mor- addition, the related R. paludosus was
phological observations have pointed out reported to be present in the archipelago
that several taxa need to be revalued. Here (GRAU, 1986). The observation of rnany
we present the results obtained on Ramm- populations belonging to R. paludoslls s.l.
eulus bareeloi Grau, Ononis zschaekei F. trorn Mallorca, Ibiza and Formentera is-
Herm. and Ophrys balearica Delforge. lands convinced us that only a single enti-
ty is present in the Balearics. Morphologi-
cal within-population variability concer-
NEW NOMENCLATURAL ning carpological features could be res-
ponsible of the co-occurrence of R. palu-
COMBINATIONS dosus and R. barceloi in the archipelago.

87
Flora Montiberica 7 (X-1997)

Both species are very closely related and the majorcan ones by their different habit,
only the shape of leaves and the (some- the contoum of foHoles, the shape of the
what variable) curved akene apex are re- calyx teeth and their number of denticula-
liable characters to support taxa distinc- tions. In several features (calyx teeh and
tion. Karyological data (GRAD, 1984) al- length of the pedicel arista) O. zschackei
so point to the relateness of both ~ntities. links O. crispa and the balearic popula-
We think that the balearic populations of tions collectively named O. natrix s.l.; ho-
the R. paludosus group should be taxono- wever, overall morphology suggests that
mical1y distinguished but, on the basis of o. zschackei is closer related to O. crispa
the few morphological discriminant featu- than o. natrix. TypicalO. crispa popula-
res and the phenotipic plasticity of some tions are absent from Majorca whereas
of them, an infraspecific rank better re- they are present in Minorca and Cabrera
flects their relationships. The subspecific islands. In these islands O. crispa grows
rank for R barce/oi was invalidy (Art. on sandy or rocky soils not far from the
33.2, ICBN) proposed by BOLOS & VI- sea. On the contrary, O. zschackei is
GO (1990). The following nomenclatural found at higher elevations, usually bet-
change is hereby proposed: ween 500 and 900 m, the only exception
Ranunculus paludosus subsp. bar- being the type locality which is located at
ee/oi (Grau) Sáez, Rosselló & N. Torres, sea level. We think that the morphological
st81. nov. == R barceloi Grau, Mitt. Bot. features of o. zschackei strongly suggest
Staatssamml. München 20: 54 (1984) a close relationship with O. crispa and,
[basion.] == R. chaerophyllus varo baleari- although they are enough for a taxonomic
cus Barc., Fl. Baleares: 12 (1879). recognition, they do not point out to the
specific status for the former. A new no-
menclatural transfer is made:.
2. Ononis zschackei F. Herm., Ver.
Bol. Ver. Prov. Brander. 54: 250 (1913) Ononis crispa subsp. zschackei (F..
HERMANN (1913) described a new Herm.) L. Sáez & Rosselló, combo nov. ==
yellow flowered Ononis species as O. o. zschackei F. Herm., Ver. Bol. Ver.
zschackei from Sa Calobra (Mallorca). He Prov. Brander. 54: 250 (1913) [basion.].
related the plant to O. crispa L., a balearic
endemism belonging to the O. natrix 3. Ophrys balearica
. \
Delforge, Mem.
complexo The status of O. zschackei has Soco Roy. Bot. Belgtque U: 15 (1989)
never been reapraised since its description The balearic populations belonging to
and the populations coItling from the the O. bertolonU Moretti group have been
neigbourings of the type locality have described as O. balearica (DELFORGE,
been included under O. crispa (BARCE- 1989) and it is believed ~hat theycould
LÓ, 1879-1881; BONAFÉ, 1979). The have evolved tbrough hybridization with
type of O. zschackei has not been located O. sphegodes Miller s.l.. O. balearica, O.
since our requests to GAT where it is catalaunica O. Danesch &' E. Danesch
belived to be holded the Hermann's types, and O. bertoloniiformis O. Danesch & E.
were not answered. Fortunately, we have Danesch are c10sely related on morpho-
refound O. zschackei plants at the type Togical grounds to O. bert%nU and they
locality, where there are still few indivi- have an allopatric distribution centered in
duals alive. They were identical to those the eastem and central Mediterranean
plants labelled O. crispa from the nor- region. The morphological attributes un-
them mountains of Majorca. However, derlying the separation of such taxa are
plants of O. crispa from Minorca and Ca- very few and this has sometimes favoured
brera islands conspicuously differ from confusion regarding plant identification.

88
lA. ROSSELLÓ, L. SÁEZ & N. TORRES: New combinations in balearic plants

In the absence of sound evidence sup- MUS, M., J.A. ROSSELLÓ & M. MA-
porting an introgressive scenario for the YOL (1991). De flora balearica adno-
evolution of the o. bertolonU complex, as.. tationes (9). Candollea 46: 47-51.
has been suggested by DELFORGE PERICÁS, l & lA. ROSSELLÓ (1983).
(1989), the geographic speciation model -Sobre la falsa presencia de Cymbala-
should not be neglected. In this case and ria hepaticifolia (Poiret) Wettst. a Ba-
having into account the sligth morpho- lears. Boll. Soco Hist. Nat. Balears 27:
logical differentation between O. balea- 195-199.
rica and O. bertolonU we favoured the PUJADAS, A., lA. ROSSELLÓ & P.
maintenace of a single species with seve- BARCELÓ (1991). De flora balearica
ral geographic races. This nomenclatural adnotationes (10). Candollea 46: 65-
change is here proposed: 74.
Ophrys bertolonU subsp. balearica PERICÁS, l, lA. ROSSELLÓ & M.
(Delforge) L. Sáez & Rosselló, stat nov. MUS (1987). De flora balearica adno-
=0. balearica Delforge, Mem. Soco Roy. tationes (1-5). Candollea 42: 393-398.
Bo1. Belgique 11: 15 (1989) [basion.]. ROSSELLÓ, lA., P. CUBAS & A. RE·
BASSA (1991). Two new Asplenium
taxa from the Balearic Islands: A. azo-
REFERENCES manes and A. x tubalense (=A. azoma-
nes x A. trichomanes subsp. quadriva-
BARCELÓ, F. (1879-1881). Flora de las lens). Rivasgodaya 6: 115-128.
islas Balet;lres. Palma de Mallorca. ROSSELLÓ, lA, M. MAYOL, M. MUS
BOLOS, O. & l VIGO (1990). Flora deIs & N. TORRES (1991). Taxonomia i
Pa'isos Cata/ans, 2. Barcelona. nomenclatura de plantes baleariques.
BONAFÉ, F. (1979). Flora de Mallorca. Boll. Soco Hist. Nat. Balears 32: 153-
Palma de Mallorca. 154.
DELFORGE, P. (1989). Le groupe di ROSSELLÓ, lA. & M. MUS (1988).
Ophrys bertolonU Moretti. Mem. Soco Estudio morfológico, anatómico y cro-
Roy. Bot. Belgique 11: 7-29. matográfico de Rhamnus x jacobi-sal-
GRAU, 1 (1988). Scrophularia y Ranun- vadorii O. Bolós & Vigo, supuesto hí-
culus, dos géneros con centro de evo- brido de R. alatemus por R. ludovici-
lución en el Mediterráneo occidental. salvatoris. Candollea 43: 199·207.
Lagascalia 15(extra): 39-48. ROSSELLÓ, lA., M. MUS & M. MA-
HERMANN, F. (1913). Ein botanischer YOL (1992). Una combinación nueva
Ausflug nach Majorka. Verh. Bot. Ve- en Brimeura (Hyacinthaceae): B. du-
reins Prov. Brandenburg 54: 239-257. vigneaudii (L. LIorens) sta1. nov. Ana-
MOLERO, J., M. MUS, lA. ROSSELLÓ les Jard Bot. Madrid 49: 293-294.
& l VALLÉS (1993). Délimitation et ROSSELLÓ, lA, M. MUS, N. TORRES,
variation infraspécifique de l'Euphor- M. MAYOL & M.V. IBÁÑEZ (1993).
bia maresU Knoche (Euphorbiaceae). De 'flora balearica adnotationes (11-
Acta Bot. Gallica 140: 69-79. 13). Candollea 48: 593-600.
MUS, M. & lA ROSSELLÓ (1987).
Micromeria microphylla (D' Urv.) (Recibido el 17-X-1997)
Benth. en España. Anales Jard Bot.
Madrid 43: 459-460.
MUS, M., lA ROSSELLÓ & N. TO-
RRES (1990). De flora balearica ad-
notationes (6-8). Candollea 45: 75-80.

89
Flora Montiberica 7: 90-93 (X-1997)

NOTAS FLORÍSTICAS DE LA PROVINCIA DE GUADALAJARA

Marcelino DE LA CRUZ ROT, Javier REJOS BALLESTEROS & Javier PAVÓN


GARCÍA
Departamento de Biología Vegetal. Universidad de Alcalá de Henares. 28871-Alcalá de
Henares

RESUMEN: Se comentan brevemente varias especies de plantas vasculares recolecta-


das en la provincia de Guadalajara, que resultan novedosas o raras.

SUMMARY: Sorne new or rare species of vascular plants foond in the province of
Guadalajara (C Spain) are cornmented.

LISTADO DE PLANTAS GUADALAJARA: Miralrío, herbazal


higrófilo, 30TWL0527, 940 m., 5-VITI-
Aeluropus littoralis (Gouan) Parl 1990, M de la Cruz (AH 18885).
GUADALAJARA: La Olmeda de Ja- A pesar de haber sido citado en pocas
draque, pastizal cerca de las salinas, 30T ocasiones (RON, 1970; HERRANZ,1992,
,WL2352, 930 m., 28-VIII-1993, M de la AHIM, 1996), es planta muy frecuente en
Cnlz (AH 18905). las comunidades que orlan manantiales en
Tan sólo conocemos la localidad men- las parameras y sierras calcáreas Caracen-
cionada en los saladares de la comarca ses, teniendo especial afinidad por sustra-
seguntina, donde por su rareza probale- tos fangosos.
mente pasó inadvertido a: LLANSANA
(1984). Carex vesicaria L.
GUADALAJARA~ Arroyo Valdillón,
Bupleurum tenuissimum L. subsp. te- entre Villacadima y 'Galve de Sorbe,
30TVL8266, 1310 m., 8..VIlI-1990,M. de
nuissimum
GUADALAJARA: Alcolea de las Pe-
la Cnlz (AH. 18910).
Hasta ahora no se conocía esta cárice
ñas, gramales halófilos, 30TWL1863, 990
en la procincia de Gmidalajara (LUCE-
m., 28-VIII-1993, M de la Cnlz (AH
18902). ÑO, 1986, 1994). En la localidad de reco-
lección formaba densas poblaciones en
Este bupleuro no había sido incluido
por LLANSANA (1984) en el catálogo una zona encharcada.
florístico seguntino. Sin embargo se trata
de una especie muy frecuente en gramales Cicendia filiformis (L.) Delarbre
y juncales halófilos de dicha comarca. GUADALAJARA: El Cubillo de
Tan sólo MONGE (I984) lo había citado Uceda, pradera entre las lagunas de la
hasta ahora para la provincia. Loba y del Monte, 30TVL6717, 89Om.,
15-VIT-1989, M de la Cruz (AH 18913).
Especie poco citada en la provincia
Carex lepidocarpa Tausch
(CARRASCO & al., 1997), característica
de comunidades anfibias efimeras.

90
M. de la CRUZ,.l REJOS & J. PAVÓN: Notas florísticas de la provincia de Guadalajara

Eleocharis multicaulis (Sm.) Desv. Especie recientemente localizada en la


GUADALAJARA: Sierra de la Bo- laguna de Somolinos por MOLINA
dera, en poza-manantial, 30TWL1054, ABRll.- (1992). Sus localidades más pró-
1260 m., 29-VII-1989, M de la Cruz (AH ximas se encuentran en el Sistema Central
18908). Aldeanueva de Atienza, turbera, (LUCEÑO & VARGAS, 1990). Los tes-
30TVL9259, 1450 m., 4-VIII-1991, M de timonios de herbario que hemos consul-
la Cruz (AH 18909). tado en MA y MAF, así como las citas de
Citado por MONTSERRAT & 00- WILLKOM::M: (in WILLKOMM & LAN-
MEZ (1983), del entorno de la laguna de GE, 1861: 656), detienen la distribución
Gallocanta; nosotros lo hemos encontrado carpetana del taxon en la Sierra de Guada-
en las últimas estribaciones orientales del rrama, donde su presencia se considera
Sistema Central (Sierras de Alto Rey, Sie- dudosa (FERNÁNDEZ, 1988). LUCEÑO
rra de la Bodera), como frecuente inte- & VARGAS (l.c.) la consideran presente
grante de comunidades higroturbosas en en Somosierra-Ayllón aunque de modo
compañía de otros táxones raros. como rarísimo. Nuestras citas confirman la indi-
Rhynchospora alba o Juncus bulbosus. cada por Molina y señalan una nueva
población en la comarca.
Erinu$ alpinus L
GUADALAJARA: Entre Somolinos Iberis saxatilis L. subsp. saxatilis
y Campisábalos. 30TVL9467. Fisurícola GUADALAJARA: Entre Somolinos
en paredones calcodolomíticos, 1340 m,. y Campisábalos, fisuras en calcodolomías
2-6-1992. M de la Cruz (AH 18881). verticales, 30TY.J.,9467, 1340 m., 2-VI-
Se trata de una especie relativamente 1992, M de la Cruz (AH 18846).
frecuente en los resaltes y farallones de la Esta localidad enlaza las poblaciones
sierra de Pela. Las localídades más pró- del Sistema Central madrileño (LUCEÑO
ximas se encuentran en la Sierra de Alto- & MORENO 1985) con las del Sistema
mira (COSTA TENORIO, 1981). Ibérico. No conocemos citas en la provin-
cia a parte de la señalada por MORENO
Galium verticillatum Danth. (en CASTROVIEJO & al.,1993).
GUADALAJARA: Entre Alcorlo y
San Andrés del Congosto, repisas terrosas Iris spuria L subsp. maritima Foum.
en farallones calcáreos, 30TVL9840, GUADALAJARA: La Olmeda de Ja-
1050 m., 2-VI-1996, M de la Cruz & M draque, herbazal cerca de las salinas, 30T
Martínez (AH 25104). WL2352, 930 m., 28-VIII-1993, M de la
Se trata de una especie poco citada en Cruz (AH 18904).
la provincia de Guadalajara (CARRASCO Se trata de una interesante localidad
& al., 1997). En similares hábitats la en- celtibérica de este lirio, tradicionalmente
contró LLANSANA (1984) en La Ca- considerado Manchego-Sagrense (RI-
brera, Huérmeces y Jodra del Pinar. VAS-MARTÍNEZ & COSTA 1976).

Gentiana pneumonante L. Limodorum trabutianum Batt.


GUADALAJARA: Laguna de So- GUADALAJARA: Jodra del Pinar,
molinos, pastizal higrófilo, 30TVL9467, sotobosque de un quejigar, 30TWL3543,
1260 m., 2-VIII-1990 M de la Cruz (AH 1100 m., 5-VI- 1992, M de la Cruz (AH
18848). Entre Villacadima y Galve de 18882).
Sorbe, pradera húmeda, 30TVL8266, No existen otras citas de esta especie
1310 m., 8-VIII-1990, M de la Cnlz (AH - en la provincia. Junto a ella crecían otras
18888). diversas especies de orquidáceas, como

91
Flora Montiberica 7 (X-1997)
"

Cephalanthera rubra o Epipactis micro- VL9367, 1350 m., 2-VIIl-1990, M. de la


phylla. Cruz, AH 18850.
MAYOR (1968, 1975) había señalado
Lythrum thymifolia L. la presencia de O. seslerioides en la Sierra
GUADALAJARA: Usanos, navajO de Pela. Parece ser O. confusa, sin em-
estacional, 30TVL7604, 840 m., 13-VI- bargo, la especie que crece en dicha sie-
1994, M. de la Cruz & J. Pavón (AH rra, donde es relativamente frecuente en
18923). ambientes subrupícolas y en matorrales
Esta cita supone una ampliación del pulvinulares. (1993) señaló recientemente
área de la especie en Guadalajara, en su presencia en Checa.
donde era conocida hasta el momento de
su mitad oriental (CARRASCO & al. Trisetum hispidum Lange
1997). GUADALAJARA: Sierra de la Bo-
dera, chimenea terrosa en una pared cuar-
Myosurus minimus L. cítica. 30TWL1154, 10-VIII-1990, M. de
GUADALAJARA: Usanos, navajo la Cruz, AH 18894.
estacional, 30TVL7604, 840 m., 7-V- No conocemos otra cita provincial de
1994, M. de la Cnlz & J. Pavón (AH esta especie de óptimo ibérico norocci-
18929). dental; la cita más próxima que conoce-
Tan sólo conocemos la cita de MA- mos es del puerto de Orihuela en Teruel
TEO & al. (1995) en Tierzo. En las rañas (MORENO & sÁINz OLLERO, 1992).
del SW de Guadalajara es una acompa-
ñante habitual de comunidades anfibias Utriculariaminor L.
junto con lsoetes velatum, Ranunculus GUADALAJARA: Sierra de la -Bo-
,tri/obus, R. /ongipes, Lyihrum borystheni- dera, en poza-manantial,30TWLI054,
cum, etc. 1260 m., 29-VII-1989, M de la Cruz (AH
18852).
Omphalodes linifolia (L.) Moench Se trata de una especie rara en la pro-
GUADALAJARA: Entre Pálmaces vincia de Guadalajara, que ocupa los
de Jadraque y Pinilla de Jadraque, en cla- mismos hábitats que los señalados por
ros de matorral, 30TWL0545, 920 m., 25- CASTROVIEJO, NIE\fO & RICO (1983)
V-1996, M. de la Cruz & M Martinez para las poblaciones \de U. minor del
(AH 25108). Entre Alcorlo y San Andrés Sistema Central occidental.
del Congosto, en claros de matorral, 30T
VL9840, 1050 m., 2-VI-1996, M de la
CnlZ &M Martinez (AH 25103). \ ,
Confirmamos las citas de CARRAS-
BmLIOGRAFIA
CO & al. (1997). Son las únicas localida-
des alcarreñas en las que conocemos esta AlllM (1986). Noticia y ~mentarios de
especie, que crece de forma abundante en la Segunda Campaña de la AlllM.
las comunidades terofiticas que se insta- Bol. Asoc. Herb. lbero-macaronésicos
lan entre los bajos matorrales dominados 1: 16-36.
por Erinacea anthy/lis. CARRASCO, M. A., M.l. MACIÁ & M.
VELAYOS (1997) Listado de plantas
Oreochloa confusa (Coincy) Rouy vasculares de Guada/ajara. Monogra-
GUADALAJARA: Entre Somolinos flas de Flora Montibérica.
y Campisábalos, ~torral pulvinular, 30T

92
M. de la CRUZ, J. REJOS & J. PAVÓN: Notas florísticas de la provincia de Guadalajara

CASTROVIEJO, S., C. AEDO & al. MATEO, 0., A. MARTÍNEZ &J. PISCO
(Eds.) (1993) Flora Iberica, Vol. 4. (1995) Fragmenta chorologica occi-
Real Jardín Botánico. CSIC. Madrid. dentalia, 5510-5525. Anales Jard. Bot.
CASTROVIEJO, S., G. NIETO & E. Madrid 53(1): 114-115.
RICO (1983) Notas y comentarios so- MAYOR, M. (1968) Analogías florísticas
bre la flora del Sistema Central espa- y fitosociológicas entre las sierras de-
ñol: Sierras de Villafranca, El Barco y Gúdar y Pela. Collect. Bot. (Barce-
Béjar. Anales Jard Bot. Madrid 37(1): lona) 7(2): 769-779.
41-73. MAYOR, M. (1975) Datos tlorísticos
DE LA CRUZ, M., l PAVÓN & l RE- sobre la Cordillera Central (Somosie-
JOS (1995) Fragmentha chorologica rra, Ayllón y Pela). Anales Inst. Bot.
occidentalia 5650-5655. Anales Jard. Cavanil/es 32(2): 323-347.
Bot. Madrid 53 (2): 241. MOLINA ABRIL, lA. (1992) Estudio de
FERNÁNDEZ CASAS, l (1974) Notas la jlora y vegetación helofítica del
fitosociológicas breves, IlI. Cuadernos Sistema Central (del río Tajo al río
Biol. Univ Granada 3: 91 ..95. Duero). Tesis Doctoral. Universidad
FERNÁNDEZ GONZÁLEZ, F. (1988) Complutense. Madrid.
Flora y vegetación del Valle del Pau- MONGE, C. (1984) Contribución al estu-
lar. Tesis Doctoral. Universidad Com- dio de la jlora y vegetación arbolada
pl4tense. Madrid. de La Fuensavián (Guadalajara). Me-
HERRANZ, l M. (1992) Notas corológi- moria de Licenciatura. Universidad
cas sobre el Sistema Ibérico. meridio- Complutense. Madrid.
nal, l. Anales Biología 18: 81-93. MONTSERRAT MARTÍ, G. & D. 00-
HERRANZ, 1. M. (1993) Notas corológi- MEZ (1983) Aportación a la tlora de
cas sobre el Sistema Ibérico meridio- la cuenca endorreica de la laguna de
nal, 11. Anales Biología 19: 1-19. Gallocanta. Collect. Bot. (Barcelona)
LUCEÑO, M. (1986) Distribución de Ca- 14: 383-437.
rex vesicaria L. en la Península Ibéri- MORENO sÁIz, l c. & .R. sÁINz
ca. Anales Jard Bot. Madrid 42(2): OLLERO (1992) Atlas corológico de
543-544. las monocotiledóneas endémicas de la
LUCEÑO, M. (1994) Monografla del gé- Península Ibérica e Islas Baleares.
nero Carex en la Península Ibérica e ICONA. Colección Técnica.
Islas Baleares. Ruizia 14: 1-139. RON, M. E. (1970) Estudio sobre la ve-
LUCEÑO, M. & M. MORENO (1985) getación y jlora de la Alcarria. Tesis
Nueva cita de Iberis saxatilis subsp. Doctoral. Universidad Complutense.
saxatilis. Anales /ard Bot. Madrid 41 Madrid.
(2): 453-454. RIVAS-MARTÍNEZ, S. & M. COSTA
LUCEÑO, M. & P. VARGAS (1990) Ca- (1976) Datos sobre la vegetación haló-
tálogo de la flora vascular orófila del fila de la Mancha (España). Col/oques
Sistema Central español. Saussurea Phytosociol. 4: 81-97.
21: 151-194. WILLKOl\1M, M. & l LANGE (1861)
LLANSANA, R. (1984) Catálogo jlorís- Prodomus Florae Hispanicae, vol. 2.
tico de la comarca seguntina. Tesis Stuttgart.
Doctoral. Universidad Complutense.
Madrid. (Recibido 8-X-1997)
MATEO, G. (1990) Catálogo jlorístico de
la provincia de Teruel. Instituto de
Estudios Turolenses. Ternel.

93
FLORA MONTIBERICA
Vehículo de expresión del Grupo de Trabajo sobre la Flora del Sistema Ibérico

Vol. 7. Valencia, X-1997

ÍNDICE
Editorial ; :.................................................. 1
JAIME, J.M. de - Documentos del archivo de 1. PardoSastrón en el Jardín
Botánico de Valen¿ia: textos científicos, IV ; " ~:......................... 7
LAGUNA, E. - Sobre el origen de algunas especies vegetales, cultivadas del
Sistema Ibérico ,...................................... 32
ALEJANDRE, J.A., J. ARlZALETA, J. BENITO &L.M.MED;RANO - Notas
florísticas referentes al Macizo Ibérico septentrional, II '........................ 44
MATEO, G. - Sobre Pilose/k.l argyrocoma (Fries) F.W. Schultz & Schultz Bip. y
especies relacionadas 67
HERRERO-BORGOÑÓN, J.J., l. MARTÍNEZ-SOLIS, E. ESTRELLES &
A.M. mARS - Avance al atlas pteridológico de la Comunidad Valenciana ........ 72
ROSSELLÓ, J.A., L. SÁEZ & N. TORRES - New combinations inbalearic
plants 87
DE LA CRUZ, M., J. REJOS & J. PAVÓN - Notas florísticas de la provincia de
Guadalajara ;....................................................................... .90