Está en la página 1de 10

Alejandra Silva Ramos

A00306352 | 2019-1
Repaso Derecho Administrativo I

VICIOS DE VALIDEZ Y MEDIOS DE CONTROL


Causales De Ilegalidad
Hemos dicho que cuando la administración viola el principio de legalidad, la actuación mediante la cual incurre
en esa violación es calificada de actuación ilegal. Como hemos visto que el principio de legalidad consiste en el
respeto de las normas superiores, entonces encontramos una causal general de ilegalidad consistente en la
violación de una norma jurídica superior. Esta causal general está consagrada en los artículos l37 y 138 del
CPACA, al manifestar que la nulidad, tanto de actos administrativos generales como paniculares, "procederá
cuando hayan sido expedidos con infracción de las normas en que deberían fundarse".
Se clasifican las causales de ilegalidad en las siguientes: la incompetencia o falta de competencia. la ilegalidad
en cuanto al objeto, la falsa motivación. los vicios de forma y procedimiento y el desvío o desviación de poder.
A) Incompetencia o falta de competencia.
El vicio del acto administrativo por incompetencia o por falta de competencia consiste en que una autoridad toma
una decisión sin estar facultada legalmente para ello. Es decir, se trata de un acto expedido por una autoridad
administrativa por fuera de la esfera de atribuciones que el ordenamiento jurídico le ha otorgado.
Por ejemplo, si un gobernador decreta el estado de conmoción interior en su departamento, esa medida será ilegal
(inconstitucional). pues el artículo 2l3 de la Constitución establece que la competencia para tomar esa dec1s1ón
corresponde al presidente de la República con todos sus ministros.
Esta causal puede darse por violación de cualquiera de los elementos que integran la competencia que, como
veremos, son el material, el territorial y el temporal.
 La incompetencia material como vicio del acto administrativo puede darse en los siguientes casos: por
el ejercicio de potestades de las que se carece y que están en cabeza de otra autoridad administrativa; por
el ejercicio de competencias inexistentes para cualquier órgano de la administración. y por exceso en el
ejercicio de las potestades propias o delegadas.
 Por su parte, la incompetencia temporal se presenta cuando el acto administrativo se profiere luego de
vencido el tiempo fijado legalmente para el ejercicio de la respectiva competencia o antes de que comience
la atribución de esta.
 Finalmente, la incompetencia temporal que vicia la validez de un acto administrativo se presenta cuando
las competencias se ejercen por fuera del ámbito territorial asignado al organismo o funcionario de la
administración.

B) Ilegalidad en cuanto al objeto = lo que decide el acto.


En cuanto al objeto, el acto aparece afectado cuando se infringe el ordenamiento jurídico a que debe estar sujeto
el acto administrativo'".
Por ejemplo, supongamos que el presidente de la República dicta un decreto por el cual establece la pena de
muerte; como el artículo 11 de la Constitución Política prohíbe la pena de muerte en Colombia, el presunto decreto
será ilegal (inconstitucional) en cuanto a su objeto o contenido.
C) Falsa motivación.
Se refiere a los motivos del acto que, como lo manifiesta la doctrina, son los hechos objetivos, anteriores y
exteriores al acto y cuya existencia lleva al autor del acto a dictarlo.
La causal llamada falsa motivación, comprende dos posibilidades:
En primer lugar, puede consistir en que la ley exija unos motivos precisos para tomar una decisión y el
funcionario expida el acto sin que esos motivos se hayan presentado en la práctica, caso en el cual se habla
de la inexistencia de motivos legales o falta de motivos.
Por ejemplo, para el otorgamiento de una pensión de jubilación se requiere la presencia de ciertos requisitos en
cuanto a la edad y años de trabajo del jubilado, de manera que si se otorga una pensión a una persona que no ha
reunido dichos requisitos, el acto estará viciado por esta causal de ilegalidad. Debe tenerse en cuenta que esta
causal de ilegalidad solo tiene eficacia cuando el funcionario ejerce una competencia reglada, caso en el cual las
circunstancias de hecho que fundamentan el acto son condiciones de su legalidad.
En segundo lugar, esta ilegalidad puede consistir en que los motivos invocados por el funcionario para tomar
la decisión no han existido realmente. Sea desde el punto de vista material, sea desde el punto de vista jurídico.
Se habla entonces de la inexistencia de los motivos invocados, de motivos erróneos, o de error de hecho o de
derecho en los motivos.
Como ejemplo de error de hecho en los motivos podemos citar el caso de un acto de la administración para cuya
expedición se invoca como fundamento una solicitud de un particular que no se ha presentado. El error de
derecho se presentará cuando el motivo invocado sí existió materialmente, pero ha sido mal apreciado por el
funcionario. Por ejemplo, se concede licencia a un empleado accediendo a una solicitud que realmente hizo, pero
en la cual solicitaba sus vacaciones.
D) Vicios en las formalidades.
Esta causal de nulidad consiste en que el acto será ilegal si ha sido expedido violando las formas y formalidades
que establece la ley.
Para comprender adecuadamente estos vicios, conviene recordar la diferencia que la doctrina ha construido entre
formas y formalidades. Así, "las formalidades son los requisitos que han de observarse para dictar el acto y
pueden ser anteriores, concomitantes o posteriores al acto", mientras que "la forma es uno de dichos requisitos y
se refiere al modo como se documenta la voluntad administrativa que da vida al acto''
Este vicio comprende, por tanto, dos elementos:
Por una parte, la forma propiamente dicha de presentación del acto. Los vicios de forma solo serán causal de
ilegalidad cuando la ley exija expresamente una forma específica para la documentación de ciertos actos.
Por otra parte, se refiere al desconocimiento del procedimiento administrativo de expedición de los actos, sea el
general contenido en la parte primera del CPACA, o el especial contenido en leyes particulares. Relación con el
debido proceso. Dicho debido proceso comprende como garantías, “el derecho a que el procedimiento
administrativo se adelante con observancia de la plenitud de las formas propias de cada juicio” y “que quien sea
sindicado tiene derecho a la defensa, así como la garantía a presentar pruebas y a controvertir las que se alleguen
en su contra”.
Por ejemplo, para la destitución de un empleado de carrera la ley exige el cumplimiento previo de un
procedimiento que le dé la oportunidad al perjudicado de conocer las faltas que se le imputan y demostrar su
posible inocencia.
E) Desvío o desviación de poder.
Se refiere a la finalidad que es tenida en cuenta por la autoridad administrativa al momento de ejercer su
competencia. Se refiere a la intención con la cual la autoridad toma una decisión. Consiste, por tanto, en que una
autoridad dicta un acto para el cual la ley le ha otorgado competencia, pero lo expide persiguiendo un fin diferente
al previsto por el legislador al otorgarla o, como dicen los artículos 137 y 138 del CPACA, “con desviación de
las atribuciones propias de quien los profirió”.
La finalidad que el legislador ha propuesto es el interés general.
Si persigue otras finalidades (económico, partidista o ideológico) ese acto sería ilegal por desviación de poder.
El vicio de desviación de poder no corresponde a un mero juicio de legalidad como ocurre con otras causales de
anulación de los AA, sino que es necesario que quien demande la nulidad de un AA invocando este vicio, acredite
los elementos probatorios suficientes para demostrar que efectivamente el acto fue adoptado con una finalidad
diferente a la señalada por la norma que autoriza la competencia, para con ello desvirtuar la presunción de
legalidad del acto. (desafíos probatorios) => se refiere a elementos psicológicos o internos de la autoridad que
toma la decisión.
CONTROL DE LEGALIDAD
Los mecanismos de control de legalidad existentes en el derecho colombiano pueden ser clasificados
principalmente en tres clases: el control administrativo o vía administrativa, el control jurisdiccional o vía
jurisdiccional y el control por vía de excepción.
El control administrativo y el control por vía de excepción se realizan sobre AA, mientras que el control
jurisdiccional procede respecto tanto de AA como de omisiones, operaciones y hechos administrativos, así como
respecto de los contratos estatales.
A) El control administrativo o vía administrativa.
Esta clase de control es el que se ejerce dentro de la propia administración pública. Se trata de un sistema de
autocontrol llevado a cabo internamente por órganos de la organización administrativa, el cual puede operar de
oficio o a petición de interesado.
Actualmente en Colombia el control administrativo se lleva a cabo por medio de los recursos administrativos, la
revocación directa y el control interno.
B) El control judicial o vía jurisdiccional.
La vía jurisdiccional es la controversia jurídica que se adelanta ante los jueces. Ya en el campo más preciso en
que nos encontramos ubicados, es decir sobre el principio de legalidad, la vía jurisdiccional es la controversia
jurídica que se adelanta contra las actuaciones administrativas, pero ya no ante la misma administración, como
en los recursos administrativos o en la revocación directa, sino ante la rama judicial del poder público.
La rama judicial representada por la JCA, integrada por el CE en el ámbito nacional y los tribunales y jueces
administrativos en el orden seccional y local.
MEDIOS DE CONTROL JURISDICCIONAL:
Proceden los siguientes medios de control: nulidad por inconstitucionalidad, control inmediato de legalidad,
nulidad, nulidad y restablecimiento del derecho, nulidad electoral, reparación directa, controversias
contractuales, repetición, pérdida de investidura, protección de los derechos e intereses colectivos, reparación de
los perjuicios causados a un grupo, cumplimiento de normas con fuerza material de ley o de AA, nulidad de las
cartas de naturaleza y de las resoluciones de autorización de inscripción, y control por vía de excepción.
1. Nulidad por inconstitucionalidad.

ARTICULO 237. Son atribuciones del Consejo de Estado:


2. Conocer de las acciones de nulidad por inconstitucionalidad de los decretos dictados por el Gobierno Nacional, cuya
competencia no corresponda a la Corte Constitucional. CP

ARTÍCULO 135. NULIDAD POR INCONSTITUCIONALIDAD. Los ciudadanos podrán, en cualquier tiempo, solicitar por sí,
o por medio de representante, que se declare la nulidad de los decretos de carácter general dictados por el Gobierno Nacional, cuya
revisión no corresponda a la Corte Constitucional en los términos de los artículos 237 y 241 de la Constitución Política, por
infracción directa de la Constitución.
También podrán pedir la nulidad por inconstitucionalidad de los actos de carácter general que por expresa disposición constitucional
sean expedidos por entidades u organismos distintos del Gobierno Nacional.
PARÁGRAFO. El Consejo de Estado no estará limitado para proferir su decisión a los cargos formulados en la demanda. En
consecuencia, podrá fundar la declaración de nulidad por inconstitucionalidad en la violación de cualquier norma constitucional.
Igualmente podrá pronunciarse en la sentencia sobre las normas que, a su juicio, conforman unidad normativa con aquellas otras
demandadas que declare nulas por inconstitucionales. CPACA

PRINCIPALES CARACTERÍSCAS:
a) Tiene como objeto que el juez administrativo declare la nulidad de los siguientes accos:
 Los decretos de carácter general dictados por el gobierno nacional cuya revisión no corresponda a la Corte
Constitucional en los términos de los artículos 237 y 24 l de la Constitución Política, por infracción directa de
la Constitución.
 Los actos de carácter general que por expresa disposición constitucional sean expedidos por entidades u organismos
distintos del gobierno nacional.
b) El titular de este medio de control es cualquier ciudadano, lo cual quiere decir que, a diferencia de otros medios
de control, no puede ser ejercido por una persona que no tenga esa calidad. Además, se ejerce en defensa de la
Constitución, de tal manera que no se requiere acreditar interés alguno.
c) Este medio de control puede ser ejercido directamente por c:1 ciudadano o por medio de su representante.
d) Puede ser ejercido en cualquier tiempo, lo cual implica que no caduca.
e) El conocimiento de este medio de control le corresponde a La Sala Plena de lo Contencioso Administrativo del
Consejo de Estado (art. 111 núm. 5 del CPACA).
f) En la decisión del caso. el Consejo de Estado no estará limitado a los cargos formulados en la demanda, de tal
manera que podrá fundar la declaración de nulidad por inconstitucionalidad en la violación de cualquier norma
constitucional. Igualmente, podrá pronunciarse en la sentencia sobre las normas que, a su juicio, integran unidad
normativa con aquellas otras demandadas que declare nulas por inconstitucionales.
2. Control inmediato o automático de legalidad.
En casos excepcionales el control de los actos de las autoridades administrativas, a pesar de ejercerse por las
autoridades jurisdiccionales, no es producto de la iniciativa de un ciudadano, mediante el ejercicio de una acción,
sino que la Constitución o La ley han previsto que dicho control se lleva a cabo directamente por la autoridad
jurisdiccional correspondiente, de manera automática.
Los casos en los cuales se presenta esta clase de control son los siguientes:
a) Control de actos de carácter legislativo. Respecto de AA desde el punto de vista formal, por ser dictados
por el presidente de la república, pero con fuerza de ley, los artículos 214 numeral 6 y 215 (parágrafo) de
la CP establecen que en los caso de aplicación de los estados de excepción previstos en los artículos 212
(estado de guerra exterior), 213 (estado de conmoción interior) y 215 (estado de emergencia), el gobierno
debe enviar a la CC, al día siguiente de su expedición, los decretos legislativos que dicte en uso de esas
facultades excepcionales, para que ella decida definitivamente sobre su constitucionalidad.

b) Control de actos administrativos.


ARTÍCULO 20. CONTROL DE LEGALIDAD. Las medidas de carácter general que sean dictadas en ejercicio de la función
administrativa y como desarrollo de los decretos legislativos durante los Estados de Excepción, tendrán un control inmediato de
legalidad, ejercido por la autoridad de lo contencioso administrativo en el lugar donde se expidan si se tratare de entidades
territoriales o del Consejo de Estado si emanaren de autoridades nacionales.
Las autoridades competentes que los expidan enviarán los actos administrativos a la jurisdicción contencioso-administrativa
indicada, dentro de las cuarenta y ocho (48) horas siguientes a su expedición . LEY 137/94
ARTÍCULO 136. CONTROL INMEDIATO DE LEGALIDAD. Las medidas de carácter general que sean dictadas en ejercicio
de la función administrativa y como desarrollo de los decretos legislativos durante los Estados de Excepción, tendrán un control
inmediato de legalidad, ejercido por la Jurisdicción de lo Contencioso Administrativo en el lugar donde se expidan, si se tratare de
entidades territoriales, o del Consejo de Estado si emanaren de autoridades nacionales, de acuerdo con las reglas de competencia
establecidas en este Código.
Las autoridades competentes que los expidan enviarán los actos administrativos a la autoridad judicial indicada, dentro de las
cuarenta y ocho (48) horas siguientes a su expedición. Si no se efectuare el envío, la autoridad judicial competente aprehenderá de
oficio su conocimiento. CPACA

Los actos de carácter general que sean dictados en ejercicio de la función administrativa y como desarrollo de
los decretos legislativos expedidos durante la aplicación de dichos estados de excepción, tendrán un control
inmediato de legalidad, ejercido por el tribunal o juez administrativo competente en el lugar donde se expidan los
actos, si ellos son expedidos por autoridades territoriales, o por el CE, si emanaren de autoridades nacionales, de
acuerdo con las reglas de competencia establecidas en el CPACA. En el segundo caso, el control es competencia
de la Sala Plena de lo Contencioso Administrativo, de conformidad con el artículo 111 numeral 8 del CPACA.
ARTÍCULO 111. FUNCIONES DE LA SALA PLENA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO. La Sala de lo
Contencioso administrativo en pleno tendrá las siguientes funciones:
8. Ejercer el control inmediato de legalidad de los actos de carácter general dictados por autoridades nacionales con fundamento
y durante los estados de excepción.

Aplica sobre toda medida de carácter general dictada en ejercicio de la función administrativa que desarrolle
decretos legislativos.

3. Nulidad.

ARTÍCULO 137. NULIDAD. Toda persona podrá solicitar por sí, o por medio de representante, que se declare la nulidad de los
actos administrativos de carácter general.
Procederá cuando hayan sido expedidos con infracción de las normas en que deberían fundarse, o sin competencia, o en forma
irregular, o con desconocimiento del derecho de audiencia y defensa, o mediante falsa motivación, o con desviación de las
atribuciones propias de quien los profirió.
También puede pedirse que se declare la nulidad de las circulares de servicio y de los actos de certificación y registro.
Excepcionalmente podrá pedirse la nulidad de actos administrativos de contenido particular en los siguientes casos:
1. Cuando con la demanda no se persiga o de la sentencia de nulidad que se produjere no se genere el restablecimiento automático
de un derecho subjetivo a favor del demandante o de un tercero.
2. Cuando se trate de recuperar bienes de uso público.
3. Cuando los efectos nocivos del acto administrativo afecten en materia grave el orden público, político, económico, social o
ecológico.
4. Cuando la ley lo consagre expresamente.
PARÁGRAFO. Si de la demanda se desprendiere que se persigue el restablecimiento automático de un derecho, se tramitará
conforme a las reglas del artículo siguiente.

PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:
a) Se ejerce en interés de la legalidad, es decir, con el simple propósito de que se respete el principio de legalidad,
lo cual constituye un propósito de interés general y no particular de quien la promueve.
b) Tiene un carácter público, es decir, que puede ejercerlo cualquier persona sin necesidad de tener la calidad de
abogado.
c) No caduca, es decir que puede ejercerse en cualquier tiempo, salvo excepciones expresamente previstas por la
ley (CPACA. Lit. a) del art. 164-1).
d) La declaratoria de nulidad produce efectos erga omnes, es decir, generales o para toda la comunidad, pero sólo
en relación con la causa petendi juzgada (CPACA, art. l89).
e) La sentencia produce efectos retroactivos, lo cual quiere decir que se entiende que el acto no ha existido jamás.
Sin embargo, esta característica no siempre se presenta en forma absoluta, pues en la práctica se dan situaciones
que es imposible desconocer, caso en el cual corresponderá al juez proveer directivas a la adiruruscrac1ón sobre
la forma de restablecer el estado anterior a la norma anulada.
f) Es gratuita, vale decir, que la actuación está exenta de impuestos y gastos especiales, como expresamente lo
establece el artículo 171-4 del CPACA.
g) Procede en principio contra AA de carácter general y contra las circulares de servicio y los actos de certificación
y registro. Sin embargo, excepcionalmente procede contra actos de contenido particular.
4. Nulidad y restablecimiento del derecho.

ARTÍCULO 138. NULIDAD Y RESTABLECIMIENTO DEL DERECHO. Toda persona que se crea lesionada en un derecho
subjetivo amparado en una norma jurídica podrá pedir que se declare la nulidad del acto administrativo particular, expreso o
presunto, y se le restablezca el derecho; también podrá solicitar que se le repare el daño. La nulidad procederá por las mismas
causales establecidas en el inciso segundo del artículo anterior.

Igualmente podrá pretenderse la nulidad del acto administrativo general y pedirse el restablecimiento del derecho directamente
violado por este al particular demandante o la reparación del daño causado a dicho particular por el mismo, siempre y cuando la
demanda se presente en tiempo, esto es, dentro de los cuatro (4) meses siguientes a su publicación. Si existe un acto intermedio, de
ejecución o cumplimiento del acto general, el término anterior se contará a partir de la notificación de aquel.

Consiste en que una persona que se crea lesionada en un derecho subjetivo amparado en una norma jurídica,
solicita al juez que declare la nulidad del AA de carácter particular, expreso o presunto, por ser contrario a una
norma jurídica superior por cualquiera de las causales de ilegalidad estudiadas y que se le restablezca en su
derecho o se le repare el daño.
PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:
a) No solo se ejerce en interés de la legalidad en abstracto, sino que persigue, además, la defensa de un interés
particular.
b) No puede ejercerlo cualquier persona, sino solamente aquella que tenga un interés, es decir, quien se considere
perjudicado por el acto.
c) Por regla general tiene un término de caducidad de cuatro meses contados a partir del día siguiente de la
publicación, notificación, comunicación o ejecución del acto; es decir, que después de ese término ya no puede
ejercerse el medio de control.
d) La sentencia que se dicte como resultado de este medio de control produce dos clases de efectos: generales en
cuanto a la declaratoria de nulidad y relativos o ínter partes en cuanto al restablecimiento de los derechos violados,
ya que este solo beneficia y obliga a las partes que intervinieron en el proceso (CPACA, art. 189).
e) En este medio de control la sentencia también produce efectos retroactivos. Pero como pueden haberse
producido efectos que no es posible eliminar, en estos casos el restablecimiento del derecho se traduce en una
indemnización de perjuicios.
f) Aunque el CPACA no prevé expresamente esta posibilidad debe entenderse que el restablecimiento del derecho
puede consistir también en la modificación de una obligación fiscal, o de otra clase, o en la devolución de lo
pagado indebidamente.
g) Es onerosa, esto es, que los posibles gastos que se causen son por cuenta del interesado, de tal manera que en
el auto admisorio de la demanda deberá ordenarse que el demandante deposite la suma que los reglamentos
establezcan para pagar los gastos ordinarios del proceso, cuando hubiere lugar a ellos (CPACA. art. l 71 núm. 4).
Además, solo puede tramitarse por medio de abogado titulado e inscrito (CPACA, art. 160).
h) Por regla general solo procede contra actos de carácter individual o subjetivo. Sin embargo, excepcionalmente
la jurisprudencia había aceptado la procedencia de este medio de control contra actos de carácter general.
Además, el artículo 138 del CPACA prevé que con este medio de control podrá pretenderse la nulidad de un AA
general y pedirse el restablecimiento del derecho directamente violado por este al particular demandante o la
reparación del daño causado a dicho particular por el mismo, siempre y cuando la demanda se presente en tiempo,
esto es, dentro de los cuatro meses siguientes a la publicación del acto.
5. Nulidad electoral.

ARTÍCULO 139. NULIDAD ELECTORAL. Cualquier persona podrá pedir la nulidad de los actos de elección por voto popular
o por cuerpos electorales, así como de los actos de nombramiento que expidan las entidades y autoridades públicas de todo orden.
Igualmente podrá pedir la nulidad de los actos de llamamiento para proveer vacantes en las corporaciones públicas.

En elecciones por voto popular, las decisiones adoptadas por las autoridades electorales que resuelvan sobre reclamaciones o
irregularidades respecto de la votación o de los escrutinios, deberán demandarse junto con el acto que declara la elección. El
demandante deberá precisar en qué etapas o registros electorales se presentan las irregularidades o vicios que inciden en el acto de
elección.

En todo caso, las decisiones de naturaleza electoral no serán susceptibles de ser controvertidas mediante la utilización de los
mecanismos para proteger los derechos e intereses colectivos regulados en la Ley 472 de 1998.

Consiste en que una persona solicita al juez la nulidad de un acto de elección por voto popular o por cuerpos
electorales, de un acto de nombramiento que expidan las entidades y autoridades de todo orden, o de un acto de
llamamiento para proveer vacantes en las corporaciones públicas.
PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:
a) Se trata de un medio de control similar al de simple nulidad en el sentido de que puede ser ejercido por cualquier
persona, en interés de la legalidad. Sin embargo, los efectos de la sentencia de nulidad pueden dar lugar al
restablecimiento del derecho de los afectados.
b) Las causales de nulidad electoral son, además de la violación de una norma jurídica superior por cualquiera de
las causales de ilegalidad estudiadas, las especiales previstas en el artículo 275 del CPACA.
c) A pesar de ser una acción pública, tiene un plazo de caducidad de treinta días, contados desde la publicación
del acto o la finalización de la audiencia pública, según el caso, de conformidad con el literal a) del artículo 164
numeral 2 del CPACA.
d) El trámite para la decisión de las pretensiones de contenido electoral es el especial previsto en los artículos 275
a 296 del CPACA.
6. Reparación directa.
ARTÍCULO 140. REPARACIÓN DIRECTA. En los términos del artículo 90 de la Constitución Política, la persona interesada
podrá demandar directamente la reparación del daño antijurídico producido por la acción u omisión de los agentes del Estado.
De conformidad con el inciso anterior, el Estado responderá, entre otras, cuando la causa del daño sea un hecho, una omisión, una
operación administrativa o la ocupación temporal o permanente de inmueble por causa de trabajos públicos o por cualquiera
otra causa imputable a una entidad pública o a un particular que haya obrado siguiendo una expresa instrucción de la misma.
Las entidades públicas deberán promover la misma pretensión cuando resulten perjudicadas por la actuación de un particular o de
otra entidad pública.
En todos los casos en los que en la causación del daño estén involucrados particulares y entidades públicas, en la sentencia se
determinará la proporción por la cual debe responder cada una de ellas, teniendo en cuenta la influencia causal del hecho o la
omisión en la ocurrencia del daño.
PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:
Son semejantes a las de restablecimiento del derecho, excepto:
a) No hay declaratoria de nulidad sino restablecimiento directo del derecho.
b) Procede contra hechos, omisiones y operaciones administrativas. Excepcionalmente, procede también contra
actos cuando, a pesar de ser estos conformes con el ordenamiento jurídico, causan un daño especial, como lo
veremos en el capítulo sobre responsabilidad administrativa.
c) El daño objeto de la reparación puede ser también el emanado de la ocupación temporal o permanente de
inmuebles por causa de trabajos públicos.
d) Procede no sólo respecto de daños producidos por actuaciones u omisiones del Estado, sino también por
actuaciones de particulares cuando hayan obrado en cumplimiento de instrucciones de una autoridad o cuando la
perjudicada es una entidad pública.
e) Tiene un término de caducidad de dos años, contados a partir del día siguiente de la ocurrencia de la acción u
omisión causante del daño, o de cuando el demandante tuvo o debió tener conocimiento de este si fue en fecha
posterior y siempre que pruebe la imposibilidad de haberlo conocido en la fecho de su ocurrencia (CPACA. art
l64 núm. 2, Lit. i).
f) En todos los casos en los que en la causación del daño estén involucrados particulares y entidades públicas, en
la sentencia se determinará la proporción por la cual debe responder cada uno de ellos, teniendo en cuenta la
influencia causal del hecho o la omisión en la ocurrencia del daño.
7. Controversias contractuales.

ARTÍCULO 141. CONTROVERSIAS CONTRACTUALES. Cualquiera de las partes de un contrato del Estado podrá pedir que
se declare su existencia o su nulidad, que se ordene su revisión, que se declare su incumplimiento, que se declare la nulidad de los
actos administrativos contractuales, que se condene al responsable a indemnizar los perjuicios, y que se hagan otras declaraciones
y condenas. Así mismo, el interesado podrá solicitar la liquidación judicial del contrato cuando esta no se haya logrado de mutuo
acuerdo y la entidad estatal no lo haya liquidado unilateralmente dentro de los dos (2) meses siguientes al vencimiento del plazo
convenido para liquidar de mutuo acuerdo o, en su defecto, del término establecido por la ley.

Los actos proferidos antes de la celebración del contrato, con ocasión de la actividad contractual, podrán demandarse en los
términos de los artículos 137 y 138 de este Código, según el caso.

El Ministerio Público o un tercero que acredite un interés directo podrán pedir que se declare la nulidad absoluta del contrato. El
juez administrativo podrá declararla de oficio cuando esté plenamente demostrada en el proceso, siempre y cuando en él hayan
intervenido las partes contratantes o sus causahabientes.

PRINCIPALES CARACTERÍSITICAS:
a) Como consecuencia de su ejercicio, puede haber lugar a la declaración de nulidad de un AA con la consiguiente
indemnización de perjuicios, pero también es posible que la reparación del daño se ordene directamente por
el juez sin necesidad de declarar la nulidad de acto administrativo alguno.
b) Procede respecto de toda clase de actuaciones administrativas relacionadas con la celebración, ejecución,
terminación y liquidación de contratos estatales.
c) Procede no sólo para reclamar la responsabilidad de la administración por sus actuaciones contractuales, sino
también para reclamar la responsabilidad del contratista de la administración.
d) Este medio de control caduca, por regla general, a los dos años, contados a partir del día siguiente de ocurridos
los motivos de hecho o de derecho que le sirvan de fundamento, teniendo en cuenta las diversas hipótesis previstas
en el literal j) del artículo 164 numeral 2 del CPACA:
“En las relativas a contratos el término para demandar será de dos (2) años que se contarán a partir del día siguiente a la
ocurrencia de los motivos de hecho o de derecho que les sirvan de fundamento.
Cuando se pretenda la nulidad absoluta o relativa del contrato, el término para demandar será de dos (2) años que se empezarán
a contar desde el día siguiente al de su perfeccionamiento. En todo caso, podrá demandarse la nulidad absoluta del contrato
mientras este se encuentre vigente
En los siguientes contratos, el término de dos (2) años se contará así:
i) En los de ejecución instantánea desde el día siguiente a cuando se cumplió o debió cumplirse el objeto del contrato;
ii) En los que no requieran de liquidación, desde el día siguiente al de la terminación del contrato por cualquier causa;
iii) En los que requieran de liquidación y esta sea efectuada de común acuerdo por las partes, desde el día siguiente al
de la firma del acta;
iv) En los que requieran de liquidación y esta sea efectuada unilateralmente por la administración, desde el día siguiente
al de la ejecutoria del acto administrativo que la apruebe;
v) En los que requieran de liquidación y esta no se logre por mutuo acuerdo o no se practique por la administración
unilateralmente, una vez cumplido el término de dos (2) meses contados a partir del vencimiento del plazo convenido
para hacerlo bilateralmente o, en su defecto, del término de los cuatro (4) meses siguientes a la terminación del contrato
o la expedición del acto que lo ordene o del acuerdo que la disponga;”

8. Repetición.

ARTÍCULO 142. REPETICIÓN. Cuando el Estado haya debido hacer un reconocimiento indemnizatorio con ocasión de una
condena, conciliación u otra forma de terminación de conflictos que sean consecuencia de la conducta dolosa o gravemente culposa
del servidor o ex servidor público o del particular en ejercicio de funciones públicas, la entidad respectiva deberá repetir contra
estos por lo pagado.

La pretensión de repetición también podrá intentarse mediante el llamamiento en garantía del servidor o ex servidor público o del
particular en ejercicio de funciones públicas, dentro del proceso de responsabilidad contra la entidad pública.

Cuando se ejerza la pretensión autónoma de repetición, el certificado del pagador, tesorero o servidor público que cumpla tales
funciones en el cual conste que la entidad realizó el pago será prueba suficiente para iniciar el proceso con pretensión de repetición
contra el funcionario responsable del daño.

9. Perdida de investidura.

ARTÍCULO 143. PÉRDIDA DE INVESTIDURA. A solicitud de la Mesa Directiva de la Cámara correspondiente o de cualquier
ciudadano y por las causas establecidas en la Constitución, se podrá demandar la pérdida de investidura de congresistas.

Igualmente, la Mesa Directiva de la Asamblea Departamental, del Concejo Municipal, o de la junta administradora local, así como
cualquier ciudadano, podrá pedir la pérdida de investidura de diputados, concejales y ediles.

PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS:
a) La pérdida de investidura de los congresistas podrá ser solicitada por cualquier ciudadano o por la mesa
directiva de la cámara correspondiente.
b) En el caso de diputados, concejales y ediles, la pérdida de investidura podrá ser solicitada por cualquier
ciudadano o por la mesa directiva de la asamblea departamental, del concejo municipal o distrital, o de la junta
administradora local correspondiente.
c) En el caso de los congresistas, la competencia corresponde en única instancia a la Sala Plena de lo Contencioso
Administrativo del Consejo de Estado (CPACA. art. 111 núm. 6).
d) La decisión sobre la solicitud de pérdida de investidura de los congresistas debe tomarse en un término no
mayor de veinte días hábiles (CP, art 184).
e) En el caso de diputados, concejales y ediles, la competencia corresponde al tribunal administrativo con
jurisdicción en el respectivo departamento, en primera instancia, y a la Sección Primera del CE en segunda
instancia.
f) La decisión sobre la solicitud de pérdida de investidura de los diputados, concejales y ediles debe tomarse en
un término no mayor de cuarenta y cinco días hábiles (ley 617 de 2000, art. 43).
10. Nulidad de las cartas de naturaleza y de las resoluciones de autorización de inscripción.

ARTÍCULO 147. NULIDAD DE LAS CARTAS DE NATURALEZA Y DE LAS RESOLUCIONES DE AUTORIZACIÓN


DE INSCRIPCIÓN. Cualquier persona podrá pedir que se declare la nulidad de cartas de naturaleza y de resoluciones de
autorización de inscripción dentro de la oportunidad y por las causales prescritas en los artículos 20 y 21 de la Ley 43 de 1993.

Proferida la sentencia en la que se declare la nulidad del respectivo acto, se notificará legalmente y se remitirá al Ministerio de
Relaciones Exteriores dentro de los diez (10) días siguientes a su ejecutoria copia certificada de la misma. Igualmente, si fuere del
caso, en la sentencia se ordenará tomar las copias pertinentes y remitirlas a las autoridades competentes para que investiguen las
posibles infracciones de carácter penal.

a) La titularidad corresponde a cualquier persona, quien no debe acreditar interés alguno (art. 147).
b) La competencia corresponde al CE en única instancia (are. 149 núm. 6).
c) El plazo de caducidad es de diez años, contados desde la expedición del acto (Lit. b) del art. 164-2).