Está en la página 1de 9

SEÑOR

JUEZ PROMISCUO MUNICIPAL DE CHINÚ CÓRDOBA

E. S. D.

Ref.: ACCION DE TUTELA

Accionante: EMIRO JOSE LAMBERTINEZ ALMANZA


Accionados: INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA
SIMETRIC S.A

EMIRO JOSÉ LAMBERTINEZ ALMANZA, identificado con cedula de ciudadanía N°


10.995.559 de Canalete Córdoba, actuando en nombre propio acudo a su despacho a
interponer la acción constitucional de la ACCION DE TUTELA, establecida en el artículo
86 de la constitución política de Colombia y reglamentada con el decreto 2591 del 1991,
en contra de las empresas INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA y
SIMETRIC S.A por violación a los derechos fundamentales a: DERECHO AL TRABAJO,
DERECHO AL DEBIDO PROCESO, MINIMO VITAL, DERECHO A LA ESTABILIDAD
LABORAL REFORZADA, DERECHO FUNDAMENTAL DEL NIÑO, teniendo en cuenta
lo siguiente:

1. Laboré con la EMPRESA INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA


desde el día 01 de diciembre de 2018, hasta el 30 de mayo de 2019, con un salario
base de $828.116 más dominicales, festivos y horas extras.
a. El día 08 de abril del 2019 la empresa SIMETRIC S.A, contratada por la
EMPRESA INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA me practicaron
exámenes médicos de aptitud psicofísica para vigilancia y seguridad privada,
ley 1539 del 2012.
b. Dicho examen fue realizado por:
Kevin Romero, Jaime González, Liliana mercado, Sandra García.
c. Resultado del examen realizado de fecha 08 de abril del 2019 arrojo resultado
negativo, es decir, NO APTO.
d. Debido al resultado de los exámenes, EMPRESA INTERGLOBAL
SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA me remitieron el dia 23 de abril 2019
preaviso del vencimiento del termino con fecha 30 de mayo de 2019.
e. Debido a mi desespero y como quiera que soy padre de familia, único que
devenga el sustento para ella (estudio de mis hijos, alimentación, servicios
públicos entre otros), solicite nuevamente la valoración medica dentro de la
relación laboral.
f. El día 20 de mayo de 2019, me realizaron nuevamente los exámenes médicos,
realizados por:
KEVIN ROMERO
JAIME GONZALEZ
LILIANA MERCADO
NAYIBE QUINTERO
g. El resultado del examen arrojo resultado positivo, es decir APTO PARA
SEGUIR LABORANDO.
h. La EMPRESA INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA hizo caso
omiso al nuevo resultado a pesar de estar en la facultad de subsanar la falencia
y materializó el despido unilateral.
2. Desde el primer mes del año en curso, sufro de HIPERTENSION ARTERIAL, tal
como lo indica los respectivos certificados de vigilancia y porte de armas.
3. Mi familia está compuesta por siete integrantes y todos dependen de mí, por lo
tanto, depende de mí salario, ya que todos están estudiando.
Mary Luz alvarez naranjo esposa
Beatriz Lambertinez Hijodependiente
Kelly Lambertinez Alvarez Hijodependiente
Caleb Lambertinez Alvarez Hijodependiente
Katerine Lambertinez Alvarez Hijodependiente
José David Lambertinez Alvarez Hijodependiente
Samanta Martinez Lambertinez Nietadependiente
4. REITERO, ninguno de mis hijos ni mi esposa trabaja, soy el único que le da el
sustento en mi familia.
5. Señor juez, tengo 58 años por cumplir, como lo puede establecer con la copia de
la cedula y ya 1500 semanas cotizadas.

6. Señor Juez, quiero sincerarme, mi familia esta devastada por el despido realizado
igual que ellos, yo me siento impotente, no sé qué hacer soy una persona de 57
años donde difícilmente me pueden emplear, he trabajado por más de 20 años en
el sector de la vigilancia y hoy la EMPRESA ACCIONADA me paga con esto, a
estas alturas de la vida es difícil improvisar con mi familia, usted ha sido llamado
por la constitución del 1991, para salvaguardar los derechos fundamentales,
SEÑOR JUEZ CONSIDERE USTED LA VULNERACION EL DERECHO AL
MINIMO VITAL, CONSIDERE USTED LA VULNERACION AL DEBIDO
PROCESO (dentro de la relación laboral existió un examen posterior que me
dictamino como apto en ese cargo). DERECHO A LA ESTABILIDAD LABORAL
REFORZADA (si yo ingreso a la empresa en óptimas condiciones al empleo y me
retiran por no apto, a pesar de que fue revaluado). DERECHOS DE LOS NIÑOS
(a pesar que todos mis son hijos son mayores de edad, ninguno de ellos trabaja
debido a que están estudiando.).
ARGUMENTOS JURÍDICOS
La procedencia excepcional de la acción de tutela para solicitar el reintegro laboral.
Reiteración de jurisprudencia.

El artículo 86 de la Constitución consagra la acción de tutela y establece que esta podrá


ser invocada por cualquier ciudadano para la protección de sus derechos fundamentales
cuando quiera que estos resulten vulnerados o amenazados por la acción u omisión de
las autoridades. El ejercicio de la misma está condicionado por la existencia los
mecanismos ordinarios de defensa judiciales por lo que la precitada norma dispone que
esta “solo procederá cuando el afectado no disponga de otro medio de defensa judicial,
salvo que aquella se utilice como mecanismo transitorio para evitar un perjuicio
irremediable. (…)”.

Lo anterior significa que el recurso de amparo tiene un carácter subsidiario en la medida


en que solo es posible acudir a este cuando los otros mecanismos judiciales son
insuficientes para proteger los derechos fundamentales presuntamente vulnerados o
amenazados. En desarrollo de la precitada norma constitucional, el artículo 6 del Decreto
Estatutario 2591 de 1991, dispone aun cuando existan otros mecanismos de defensa
judiciales, esta acción procederá “como mecanismo transitorio para evitar un perjuicio
irremediable”. El juez que conozca de una tutela deberá estimar si en el caso concreto
lo mecanismos ordinarios son eficaces para lograr la protección del derecho invocado:
“La existencia de dichos medios será apreciada en concreto, en cuanto a su eficacia,
atendiendo las circunstancias en que se encuentra el solicitante”.

En el caso específico de los reintegros laborales, la Corte ha establecido que la tutela,


por regla general, no es el mecanismo idóneo para ventilar controversias de esta
naturaleza. Sobre este particular, la sentencia T-341 de 2009 indicó:

“La jurisprudencia de esta corporación ha establecido que la acción de tutela no es el


mecanismo idóneo para solicitar el reintegro laboral, sin miramientos a la causa que
generó la terminación de la vinculación respectiva, al existir como mecanismos
establecidos la jurisdicción ordinaria laboral o la contencioso administrativa, según la
forma de vinculación del interesado, salvo que se trate de sujetos en condición de
debilidad manifiesta, como aquéllos a quienes constitucionalmente se les protege con
una estabilidad laboral reforzada”.

En relación con las personas protegidas constitucionalmente con estabilidad laboral


reforzada, la jurisprudencia constitucional ha considerado tradicionalmente que estas
son los menores de edad, los adultos mayores, las mujeres en estado de embarazo y los
trabajadores discapacitados. No obstante, se ha establecido que las personas
próximas a pensionarse pueden ser sujetos de especial protección constitucional
cuando en los hechos presentados al juez de tutela se hace evidente que estas
están en riesgo de sufrir una afectación a su mínimo vital.

En la sentencia T-693 de 2015, donde se estudió el caso de una persona de 62 años


cuyo contrato de trabajo a término fijo no fue renovado por parte de la Empresa Social
del Estado Pasto Salud a pesar de estar próxima a pensionare, la Corte se manifestó
sobre la procedencia de la acción de tutela en este tipo de situaciones:

“En innumerables oportunidades, las diferentes Salas de Revisión han precisado que
cuando exista un conflicto de índole laboral que comprometa significativamente los
derechos fundamentales de una persona de avanzada edad y, además, la acción
ordinaria prevista jurídicamente para resolver el conflicto no garantice de manera
oportuna y plena las prerrogativas constitucionales comprometidas; la acción de
tutela es procedente”.

En el mismo sentido, la sentencia T-824 de 2014 se ocupó del caso del reintegro de un
trabajador oficial que fue desvinculado por expiración del plazo presuntivo cuando estaba
próximo a pensionarse, indicando lo siguiente:

“Así bien, la jurisprudencia constitucional ha admitido, de manera excepcional, la


procedencia de la tutela para ordenar reintegros laborales, siempre que el juez
constitucional se percate de que el medio de defensa existente no resulta eficaz para
la protección efectiva de los derechos fundamentales invocados. Ahí podrá,
válidamente, garantizar la protección preeminente y efectiva de los derechos
fundamentales, aceptando la procedencia de la acción de tutela y estará habilitado
para conceder la protección constitucional de manera definitiva, si por la gravedad de
las circunstancias del caso resulta ineficaz ventilar el debate ante la jurisdicción
laboral”.

En este orden de ideas, concluye la Corte constitucional que si bien por regla general la
tutela no es procedente para solicitar el reintegro de un trabajador, puede suceder que
esta sea la vía indicada para ventilar asuntos de esta naturaleza cuando quiera que de
las circunstancias del caso concreto se observe que los mecanismos ordinarios no
resultan eficaces para lograr una protección efectiva de los derechos fundamentales
invocados. En el caso particular de los prepensionados, la edad y el hecho de que el
antiguo salario sea el único medio de sustento de quien solicita la protección son
indicadores de la precariedad de su situación y, en consecuencia, de la necesidad de
que su asunto sea tramitado a través de un mecanismo judicial preferente y sumario
como lo es el recurso de amparo.

DERECHO A LA ESTABILIDAD LABORAL REFORZADA


No se puede concebir que un empleado que al momento de ingreso (01 de diciembre
de 2018) se le hicieron los respectivos exámenes de aptitud psicofísica y que durante
los últimos años desde que expidieron la ley (1539-2012) siempre he estado apto y hoy
fui despido por no tener la aptitud psicofísica, la misma certificación prueba una pérdida
de la capacidad laboral en el mismo periodo de trabajo.
De los principios de igualdad y estabilidad en el empleo –artículos 13 y 53 de la Carta–
emana una protección preferente a favor de los trabajadores que se hallan en estado
de debilidad manifiesta, orientada a conjurar los actos discriminatorios en su contra y a
garantizarles cierto grado de certidumbre en la ocupación a la cual se dedican.
Si bien el sistema jurídico dispensa esta forma de protección bajo la figura jurídica de
estabilidad ocupacional reforzada a sujetos como mujeres embarazadas y en licencia de
maternidad, personas en condición de discapacidad, adultos mayores y trabajadores que
padecen alguna enfermedad, independientemente del tipo de vinculación que tengan ,
“la jurisprudencia ha enfatizado que dicha clasificación no impide que se adopten
medidas de protección para proteger otros grupos poblacionales o individuos que se
encuentran también en una situación de vulnerabilidad.”

Tratándose de trabajadores con condiciones físicas, sensoriales o psíquicas diversas,


como medida de protección la Ley 361 de 1997 impone a los empleadores el deber de
solicitar autorización a la autoridad de trabajo para poder proceder a la terminación
unilateral del contrato laboral. Si no se agota este trámite previo, se presumirá que la
ruptura del vínculo obedece a motivos discriminatorios, presunción que (i) torna ineficaz
el despido y (ii) castiga al patrono con el pago de una indemnización de 180 días
de salario más los salarios y prestaciones dejados de percibir hasta la fecha en
que el trabajador sea reintegrado.
SALUD
Sentencia T-057 de 2016 (MP Jorge Ignacio Pretelt Chaljub). La tutela decidida en ese
caso la presentó una persona que fue desvinculada de su trabajo, sin la autorización del
inspector del trabajo, pese a que padecía “Hipertensión esencial primaria…”, mientras
trabajaba en la línea de producción de la compañía. La Corte sostuvo que la persona
tenía derecho a la estabilidad laboral reforzada, aun cuando no obrara certificado de
porcentaje de pérdida de capacidad laboral.
RETEN SOCIAL O PREPENSIONADOS

De acuerdo a lo dispuesto en el artículo 33 de la Ley 100, los requisitos para tener derecho
a la pensión de vejez son: (i) Tener sesenta o más años de edad en el caso de los
hombres y; (ii) haber cotizado al menos 1300 semanas al Sistema General de Seguridad
Social. En el mi caso concreto se observa que al momento de su desvinculación el 30 de
mayo de 2019, contaba con un total de 1500 semanas cotizadas y tenía 57 años de edad,
lo que da cuenta de su condición de prepensionable en el entendido de que le faltaban 3
años para cumplir los requisitos de edad y cotización para acceder a la pensión de vejez, lo
que a su vez lo hace un sujeto de especial protección constitucional.

La Ley 790 de 2002, "Por la cual se expiden disposiciones para adelantar el programa de
renovación de la administración pública y se otorgan unas facultades Extraordinarias al
Presidente de la República", establece:
“ARTÍCULO 12. Protección especial. De conformidad con la reglamentación que establezca
el Gobierno Nacional, no podrán ser retirados del servicio en el desarrollo del Programa
de Renovación de la Administración Pública las madres cabeza de familia sin
alternativa económica, las personas con limitación física, mental, visual o auditiva, y los
servidores que cumplan con la totalidad de los requisitos, edad y tiempo de servicio, para
disfrutar de su pensión de jubilación o de vejez en el término de tres (3) años contados a
partir de la promulgación de la presente ley.” Texto en negrillas declarado EXEQUIBLE
por la Corte Constitucional mediante Sentencia C-044 de 2004, en el entendido de que
la protección debe extenderse a los padres que se encuentren en la misma situación,
en aras de proteger la prevalencia de los derechos de los niños y el grupo familiar al
que pertenecen.

El Decreto 190 de 2003, por el cual se reglamenta parcialmente la Ley 790 de 2002, expone:

“ARTÍCULO 12. Destinatarios. De conformidad con lo dispuesto en el artículo 12 de la Ley


790 de 2002, dentro del Programa de Renovación de la Administración Pública no podrán
ser retirados del servicio las madres cabezas de familia sin alternativa económica, las
personas con limitación física, mental, visual o auditiva, y los servidores que cumplan la
totalidad de los requisitos de edad y tiempo de servicio para disfrutar de su pensión de
jubilación o de vejez, en el término de tres (3) años, según las definiciones establecidas en
el artículo 1° del presente decreto.”
DERECHO A LA VIDA DIGNA Y MINIMO VITAL

El concepto de mínimo vital, de acuerdo con la jurisprudencia, debe ser evaluado desde
un punto de vista desde de la satisfacción de las necesidades mínimas del individuo, por
lo cual es necesario realizar una evaluación de las circunstancias de cada caso concreto,
haciendo una valoración que se encamine más hacia lo cualitativo que a lo cuantitativo,
verificándose que quien alega su vulneración tenga las posibilidades de disfrutar de la
satisfacción de necesidades como la alimentación, el vestuario, la salud, la educación, la
vivienda y la recreación, como mecanismos para hacer realidad su derecho a la dignidad
humana.
Por otra parte, hoy no cuento con ese mínimo vital para socorrer a mi familia, y ha afecto
mi vida digna, solicito amablemente auxiliarme.

DERECHO AL TRABAJO
Existe vulneración al derecho al trabajo porque en dos circunstancias similares y dentro
de la relación laboral, un examen médico determina que no estoy acto para continuar
con el empleo y en aproximadamente un mes me realizan los exámenes y efectivamente
estoy acto.
Esta situación afecta mi calidad de vida, la de mi familia, debido a que era el único ingreso
en mi familia de 7 miembros a mi cargo, con un mínimo legal mensual vigente.
DERECHO AL DEBIDO PROCESO
La violación al debido proceso se materializa una vez emite la empresa SIMETRIC EL
NO APTO Y dentro de la relación laboral emiten un nuevo concepto APTO, y a pesar de
eso, LA EMPRESA ACCIONADA omiten este último certificado VULNERANDO EL
PRINCIPIO DE FAVORABILIDAD PARA EL TRABAJADOR.

DERECHO A LOS NIÑOS


No solo han sido perjudicados mis hijos que no son niños, son mayores de edad, ahora
bien, tengo una nieta que depende económicamente de mí y esta circunstancia del
despido me afecto de manera significativa, en ella y en mi familia. Por lo anterior señor
Juez le suplico AMPARAR LOS DERECHOS DE MI NIETA (ANEXO REGISTRO CIVIL)

PETICIÓN
1. TUTELAR los derechos fundamentales DERECHO AL TRABAJO, DERECHO AL
DEBIDO PROCESO, MINIMO VITAL, DERECHO A LA ESTABILIDAD LABORAL
REFORZADA, DERECHO FUNDAMENTAL DEL NIÑO.

2. Se ordene LA INEFICACIA del despido por parte EMPRESA INTERGLOBAL


SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA y en consecuencia REINTEGRARME AL
CARGO DE VIGILANTE.

3. EN CONSECUENCIA, ordenar el pago de todos los salarios y prestaciones


dejados de percibir desde el día 30 de mayo hasta la fecha de reintegro.

4. Ordenar el pago de la sanción establecida en la ley 361 de 1997 de 180 dias de


salario por despedir a una persona con dificultades de salud.

PRUEBAS
Presento como tales, las siguientes:
1. Copia de la cedula de ciudadanía
2. Copia de certificado laboral
3. Certificado médico de actitud (2019-04-08) (NO APTO)
4. Certificado médico de actitud (2019-05-20) (APTO)
5. Copia del preaviso de fecha 30 de mayo de 2019
6. Historia clínica
7. Afiliación al régimen subsidiado
8. Historia laboral COLPENSIONES 1500 semanas
9. Registro civil de la nieta samanta Martínez lambertinez
ANEXOS

Las mencionadas como pruebas y copia con anexos para la entidad tutelada y copia
simple para el archivo del juzgado.

JURAMENTO

Bajo la gravedad del juramento manifiesto que por los mismos hechos y derechos, no he
presentado petición similar ante ninguna autoridad judicial.

NOTIFICACIONES

Las mías, las podrán realizar en la Calle 22 N°4C -02 barrio San URBANIZACION
SANTO DOMINGO, Chinú Córdoba.

INTERGLOBAL SEGURIDAD Y VIGILANCIA LTDA A la BARRANQUILLA: Calle 74 No.


56 - 35, PBX: 385 36 80

SIMETRIC S.A Cl 103 14 A-53 Of 505 Bogotá - Distrito Capital

EMIRO JOSE LAMBERTINEZ ALMANZA


cedula de ciudadanía Numero 10.995.559 expedida en Canalete cordoba