Está en la página 1de 14

“Hoy honro el poder, y por lo tanto, la responsabilidad que tengo de cambiar mi pequeño mundo.

Porque yo sólo estoy en contacto con mi familia, mis amigos, mis compañeros de trabajo.

Y si sólo cambio yo, es posible que solo cambie mi familia, mis amigos, mis compañeros de trabajo.

Y si eso sólo lo hago yo, me convertiré en una isla aislada, en la que podría haber seguridad física y
emocional.

Y si sólo cambias tú, es es posible que solo cambies tu familia, tus amigos, tus compañeros de
trabajo.

Y si eso sólo lo haces tú, tu también te convertirás en una isla, aislada.

Y seremos sólo islas aisladas en un mar inmenso.

Y si hay más islas aisladas, como tú y como yo, quizás no lo estemos tanto.

Y quizás alguna de esas islas, aisladas, estén muy cerca de otra isla, también aislada.

Y quizás hayan tantas islas aisladas, que haya algunas que lleguen a tocarse, para hacer una isla
mayor, no tan aislada.

Y luego, quizás, las islas ya no sean islas, sino que sean incipientes continentes, llenos de seguridad
y de paz, en medio del océano vacío.

Y quizás esos continentes incipientes, se conviertan en grandes continentes, más y más grandes.

Y sean un lugar, donde haya tierra firme en la que todos están incluidos, sin excepción.

Un mundo que sólo yo he creado.

Un mundo que sólo tú has creado.

Un mundo que todos nosotros hemos creado.

Un nuevo mundo, que solo comenzó por uno mismo”.

Francesc Bonada – Autor del Blog Rumbo Interior.

Tú eres una persona en un mundo de miles de millones de personas sobre un


planeta en un universo de miles de millones de planetas. Tú puedes tener la
tentación de creer que tu transformación no importa, pero sí. Estamos todos
conectados. Mientras transformas tu vida, te conviertes en una fuente de
inspiración y en un ejemplo para todos a tu alrededor para transformar sus
vidas. Y, cada transformación, se suma a la consciencia colectiva de que es
necesario transformar nuestro mundo. Tú cuentas! ¿Estás listo para
transformarte a ti mismo y al mundo? ” Rob Williams – PSYCH-K, La
Pieza/Paz que Falta en tu Vida
El libro de PSYCH-K en español
by ANA LLOVERAS archivado en: BLOG 34 comentarios

Hasta ahora no era posible leer el libro en español de Rob Williams,


creador de PSYCH-K®, puesto que sólo se había publicado en inglés.

Pero esto ha cambiado y desde hace unos meses la versión en español


del libro “PSYCH-K, la Pieza/Paz que falta en tu Vida” de Rob
Williams está disponible en AMAZON.

El libro es de lectura obligada si te interesa el PSYCH -K® o bien quieres


entender porque las creencias determ inan tu vida, pero también para
darte cuenta que es posible cambiarlas.

En el prólogo, escrito por Bruce Lipton, biólogo celular y autor de


“La Biología de la Creencia”, este declara que “…Rob Williams, en su
libro, emite una nueva luz sobre un cambio impo rtante en nuestra
comprensión de la mente humana…”

El libro de PSYCH-K “La Pieza/Paz que


falta en tu Vida”
A través de 11 capítulos, el autor te introduce en el proceso de la
reprogramación de las creencias limitantes.

A destacar, los capítulos 1: Orígenes del PSYCH-K; 3: La conexión


Mente/Cuerpo; 4: Integración Cerebral; 5: El Poder y la Biología de
las Creencias; 6: Creencia conscientes vs subconscientes y
9: Probando tus creencia subconscientes.

El libro explica que las creencias son los elementos que c onstituyen tu
personalidad y te definen como alguien valiosos o no, poderoso o débil,
competente o incompetente, afectando tu autoestima, prosperidad,
relaciones, desempeño en el trabajo, perspectiva espiritual e incluso tu
salud.

Todos, tú y yo, estamos profundamente influenciados por


nuestras creencias, por las conclusiones generadas de la
programación de nuestro pasado y de nuestras experiencias (la etapa en
que somos más programables es desde la concepción hasta
aproximadamente los 6 años).

Por lo tanto, estas creencias crean los filtros (puedes leer más sobre
tus filtros interiores AQUÍ), a través de los cuales respondes a los
desafíos de la vida.

Y, lo que es más importante, que aunque pueden ser un reflejo de la


realidad, ayudan a crear esa realidad.
Sin embargo, y ahí viene lo bueno, la mente humana es programable.
Ten en cuenta que la mente no es el cerebro. El cerebro es la masa
física de billones de células situadas en el cráneo, pero la mente es la
energía que interpreta y rodea el cerebro.

No vemos el mundo tal como es. Lo vemos como


nosotros somos.
A veces, todo lo que se necesita para cambiar una creencia es ser
consciente de ella (PNL, Desprogramación celular), sin embargo,
muchas creencias se resisten a la razón, la motivación y la fuerza de
voluntad, ya que estas creencias suelen encontrarse en el nivel
subconsciente de la mente.

La mente subconsciente es sensorial, por lo que conoce el mundo solo a


través de los sentidos. Es por ello que, un proceso de cambio que
dependa en gran medida de la visualización, por ejemplo, decepcionará
a las personas predominantemente auditivas o kinestésicas.

Además, el subconsciente, a diferencia de la mente consciente, piensa


literalmente. Por lo que, las afirmaciones como “me amo”, “soy una
persona digna” o “soy delgada y saludable” son abstracciones para la
mente subconsciente, con lo que el uso de las afirmaciones para
cambiar patrones de comportamiento puede ser decepcionante y
frustrante, ya que el subconsciente, simplemente, no entiende lo que
estás diciendo.

En definitivas, las afirmaciones, visualizaciones, pensamiento


positivo y fuerza de voluntad suelen ser poco efectivas para
comunicar nuestras metas conscientes al subcons ciente en un
lenguaje que este pueda entender.

PSYCH-K® está diseñado para activar los recursos internos de la mente


subconsciente.

Es nuestra mente consciente la que está diseñada para establecer


metas, es nuestra mente con voluntad. Por el contrario, el subconsciente
no toma decisiones sobre las acciones, simplemente responde de una
forma automática al entorno.

El objetivo del PSYCH-K® es que tu mente consciente se integre con la


subconsciente, convirtiéndose en una consciencia unificada ya que en
este estado, la intuición, voluntad y acción se convierten en UNO.

El subconsciente es como un niño precoz de 5 años,


con mucha información pero con poca sabiduría.
Seguramente sabrás ya que la manifestación de tus metas puede ser
decepcionante y frustrante en cuanto surge una discrepancia entre las
metas de tu consciente consciente y la programación de tu mente
subconsciente.

Esto se debe a que la mente subconsciente está programada para


reconocer y atraer lo que conoce, aunque esto no sea lo deseable.

Muchas veces, entonces, puedes culpar a los demás, pero al culpar a


otros de tus problemas, estableces y refuerzas una mentalidad de
víctima en el nivel subconsciente, fortaleciendo un programa que dice
que otras personas y fuerzas controlan tu vida.

PSYCH-K® cataloga las creencias en 7 categorías: espiritualidad,


autoestima, salud/cuerpo, relaciones, prosperidad, duelo/pérdida y
poder personal.

Los pasos ideales para crear creencias que soporten tus metas en
lugar de limitarlas son cuatro:
1. Establecer la intención, la meta
2. Comprobar tu deseo (en el capítulo 3 se explica cómo usar la
técnica del test muscular para comprobar lo que cree tu mente
subconsciente)
3. Comunicar la intención a la mente subconsciente (con PSYCH-
K® u otra técnica que prefieras)
4. Emprender acciones para manifestarlo.

Cambiar creencias subconscientes crea potencial.


Ponerlas en acción crea resultados.
Ejemplos de creencias:

 Creo en Dios (Espíritu, Todo, Buda…)


 Me amo y me acepto completa y profundamente (¿te suena? Es el
mantra más usado en el tapping EFT)
 Me es fácil amar
 Merezco ganar todo el dinero que quiero
 Acepto la salud como una parte natural de mi vida
 Me libero de toda la vergüenza y culpa de mis acciones del pasado
 Confío en las decisiones que tomo

El mensaje final del libro es que, literalmente, puedes crear una nueva
realidad cambiando patrones de pensamiento y comportamiento
auto-limitantes, que ya no son dignos de lo que eres.

“Tú eres una persona en un mundo de miles de millones de personas


sobre un planeta en un universo de miles de millones de planetas. Tú
puedes tener la tentación de creer que tu transformación no importa,
pero sí. Estamos todos conectados. Mientras transformas tu vida, te
conviertes en una fuente de inspiración y en un ejemplo para todos a tu
alrededor para transformar sus vidas. Y, cada transformación, se suma a
la consciencia colectiva de que es necesario transformar nuestro mundo.
Tú cuentas! ¿Estás listo para transformarte a ti mismo y al
mundo?” Rob W illiams – PSYCH-K, La Pieza/Paz que Falta en tu Vida

“El primer problema para todos nosotros, hombres y mujeres, no es aprender, sino
desaprender” –

Gloria Steinem
Estaba cómodamente sentada en el sofá para ver la charla de Tony
Robbins, una de las más vistas de TED Talks.

Tenía curiosidad por escuchar la ponencia de uno de los coachs más


influyentes y controvertidos del mundo, el cual disponía de tan sólo
20 minutos para seducir a un público entre los que se encontraba el
mismísimo ex-vicepresiente de los EEUU, Al Gore.

Y, efectivamente, la charla resultó ser soberbia.

En poco más de 15 minutos Tony abordó el tema ¿por qué hacemos lo


que hacemos?de forma magistral, planteando y diseccionando algunas
de las cuestiones más trascendentes que afectan nuestra vida.

Tony Robbins explica por qué hacemos lo


que hacemos
He transcrito parte de la charla para motivarte a que observes tú
también qué aspectos internos son los que pueden estar provocando
que tomes ciertas decisiones.

Para ello me he tomado alguna que otra libertad…como la de usar la


segunda persona del singular en vez del “ustedes” o “vosotros”. Lo hago
a propósito, para hacerla más tuya y te identifiques con los argumentos
y preguntas que va desarrollando Tony a medida que avanza en su
coloquio. Además me he saltado palabras, frases o párrafos enteros
haciendo un “corta y pega” con el fin de concretar su discurso (fabuloso
tal cual lo dio!) y hacerlo más coherente para la lectura.

Tómalo, pues, como un diálogo, una conversación entre tú y Tony


Robbins. Aunque, si te apetece verla en directo, te dejo también el vídeo
completo de su charla para que puedas seguirla tal y como él la
pronunció.

Empezamos.

“Lo que hago, aunque, obviamente, hago más que eso, es entrenar a
personas.

Aunque no he venido aquí a motivarte; obviamente tú no necesitas eso.


Muchas veces eso es lo que la gente cree que hago, pero es mucho más
que eso.

Yo soy el tipo del por qué. Quiero saber por qué haces lo que haces,
qué es lo que motiva tus acciones, qué es lo que te mueve en tu
vida hoy.

Y lo que me gustaría es invitarte, al final de esta conversación,


a explorar dónde estás hoy.

Básicamente, he estado obsesionado durante 30 años, y la obsesión ha


sido entender qué marca la diferencia en la calidad de vida de las
personas. Qué marca la diferencia en su desempeño. Busco ver cuál es
la habilidad de esa persona para contribuir, para hacer algo más allá de
sí misma.

Veo la vida y digo que hay dos lecciones principales.

Una es la ciencia del logro, sobre cómo tomas lo invisible y lo haces


visible, cómo tomas lo que estás soñando y haces que suceda. Ya sea
tu negocio, tu contribución a la sociedad, dinero, lo que sea para ti, tu
cuerpo, tu familia.

Pero la otra lección de la vida, y que raramente se domina, es el arte de


la satisfacción.
La ciencia del logro es fácil, cierto? Conoces las reglas, escribes el
código, lo sigues, y obtienes los resultados. Una vez que conoces el
juego, tú simplemente vas subiendo el listón.

Pero, cuando se trata de la satisfacción, es un arte. Y la razón es


porque tiene que ver con la apreciación y con la contribución.

¿Cuál es la diferencia en la vida de alguien?


Miras a esas personas a quienes se les has dado todo, todos los
recursos que ellos decían necesitar. No les dieron un ordenador de 100
dólares, les dieron el mejor ordenador. Les dieron amor. Les dieron
alegrías. Y esas personas, a menudo, seguramente tú conoces alguna,
terminan el resto de su vida, a pesar de todo ese amor, educación y
dinero, malgastando su vida, entrando y saliendo de rehabilitación.

Y entonces conoces gente que, aunque ha pasado por el peor dolor, que
han sido abusados psicológica, sexual, espiritual o emocionalmente, no
siempre, pero a menudo, se convierten en las personas qu e más
contribuyen a la sociedad.

¿Qué es lo que nos mueve?


Entonces, la pregunta que debemos hacernos es ¿qué es?, ¿qué es lo
que nos mueve?

Vivimos en una cultura de terapia, donde la mentalidad


es que somos nuestro pasado, y la mayoría de la
sociedad piensa que la biografía es el destino, en la que
el pasado es igual al futuro. Y por supuesto que es
igual, si vives en el pasado.
Realmente, tenemos que recordarnos que la decisión es el máximo
poder, porque las decisiones forman el destino.

Ahora bien, te pregunto ¿has fracasado en lograr algo, algo significativo


en tu vida?
¿Cuál es la razón que la gente da para su
fracaso?
¿Qué dice? Que no tenía; no tenía el conocimiento, no tenía el dinero,
no tenía el tiempo, no tenía la tecnología, no tenía los cont actos.

¿Y qué tienen en común todas estas cosas? La falta de recursos, y


puede que sea cierto. Puede que no tengas el dinero o el tiempo, pero
ese no es el factor determinante. El factor determinante nunca es el
recurso, sino el ingenio.

Lo que quiero decir es que hay emociones que bloquean la habilidad de


la gente. Y, si conseguimos la emoción correcta, podemos hacer
cualquier cosa, podemos superarnos.

Si eres lo suficientemente creativo, lúdico, gracioso, puedes llegar a


cualquier persona. Si no tienes el dinero, pero eres lo suficientemente
creativo y determinado, encuentras la manera. Así que este es el
recurso definitivo.

Pero esta no es la historia que nos cuentan, cierto? La gente nos cuenta
un montón de historias diferentes. Nos dicen que no tenemos los
recursos, pero, en definitiva, ¿qué determina tus recursos?

¿En qué te vas a enfocar?


Ahora mismo tú debes decidirte en qué te vas a concentrar. En este
segundo, consciente o inconscientemente.

El minuto en el que decides concentrarte en algo, le tiene s que dar un


significado y cualquiera que sea ese significado, produce una emoción.
Una emoción, entonces, crea lo que vamos a hacer, la acción.

Así que, piensa en tu propia vida, en las decisiones que han formado tu
destino.

En los últimos 5, 10 o 15 años ¿Has tomado alguna


decisión que, si hubieses tomado otra diferente, tu vida
sería completamente distinta?
Tal vez fue dónde ir a trabajar, y ahí conociste al amor de tu vida; tal
vez fue una decisión de carrera. La historia del mundo son estas
decisiones. No sólo afectan nuestra vida, sino que forman nuestra
cultura también. La aptitud emocional, la fuerza psicológica, esa es la
diferencia en los seres humanos.

¿Qué te forma?
Dos fuerzas invisibles. Una es tu estado (físico, mental, emocional):
cuando has tenido un momento donde hiciste algo y después de hacerlo
pensaste “no puedo creer que dije eso”, “no puedo creer que hice eso,
qué estúpido!”. O bien cuando alguna vez has hecho algo y después de
hacerlo has dicho “¡ese fui yo!”. No fue tu habilidad, fue tu estado.

Lo que te forma a largo plazo es tu modelo del mundo, es el filtro. Es


lo que hace que la gente tome decisiones.

Cuando queremos influenciar a alguien, debemos conocer qué es lo que


ya les influencia.
¿Qué determina tus recursos?
1. ¿Cuál es tu blanco? ¿qué es lo que persigues?
Que, en mi opinión, no son tus deseos. Tú puedes lograr tus deseos o
metas. Lo que tenemos son necesidades y hay 6 necesidades
humanas. Estas no son metas ni deseos, estas son universales:

* La primera es certeza: todos necesitamos la certeza de que podemos


evitar el dolor y, por lo menos, estar cómodos. Pero, si tenemos la
certeza total, ¿qué obtenemos? ¿qué sientes si estás seguro?, si sabes
qué va a pasar, cuándo va a pasar, cómo va a pasar, qué vas a sentir.
Nos aburriríamos totalmente.

* Por lo tanto, Dios, en su infinita sabiduría, nos dio una segunda


necesidad, que es la incertidumbre: necesitamos variedad,
necesitamos sorpresa.

* Tercera necesidad humana: significancia; todos necesitamos


sentirnos importantes, especiales, únicos. La puedes obtener ganando
más dinero, siendo más espiritual, con más tatuajes y pircings, lo que
sea necesario. La forma más rápido de hacerlo, si no tienes cultura,
historia, creencias, recursos o ingenio, es la violencia. Si pongo una
pistola en tu cabeza, inmediatamente soy significativo. Ahora bien,
puedes obtener significancia de un millón de maneras, pero, para ser
significativo, tienes que ser único y diferente.

* Esto es lo que realmente necesitamos, conexión y amor, cuarta


necesidad. Todos lo queremos. Muchos se conforman con la conexión,
porque el amor da mucho miedo, no quieren salir heridos. Pero esta es
la verdad, la necesitamos, lo podemos hacer a través de la intimidad, a
través de la amistad, la oración, las caminatas en la naturaleza.

Respecto a estas cuatro necesidades, todos buscan una forma de


satisfacerlas. Estas cuatro primeras se llaman necesidades de la
personalidad. Pero las dos últimas son necesidades del espíritu, y aquí
es donde entra la satisfacción. No obtendrás satisfacción de las
primeras cuatro, sólo conseguirás una manera (fumar, beber o cualquier
cosa) de colmarlas.

* Número 5: debes crecer. Si no creces, entonces, ¿quién eres? Si la


relación no está creciendo, si el negocio no está creciendo, si tu no
estás creciendo, no importa cuanto dinero tengas, cuantos amigos
tengas, cuantas personas te quieran, t e sientes horrible. Y la razón por
la cual crecemos es para que podamos tener algo valioso para dar.

* Porque la sexta necesidad es contribuir más allá de nosotros mismos.


Porque todos sabemos, aunque suene cursi, que el secreto de la vida es
dar. Todos sabemos que la vida no se trata de mí, sino de nosotros.

Esto es lo que hace diferente a la gente. Tenemos las mismas


necesidades pero, a tí, ¿qué te obsesiona? ¿qué es lo que valoras
más? ¿qué te impulsa? ¿la seguridad, la incertidumbre, la
significancia, el amor? Todos necesitamos las 6, pero cualquiera que
sea la que lidere tu sistema, te inclina a una dirección distinta. Y,
mientras te mueves en una dirección, tienes un objetivo o destino.

2. La segunda pieza es el mapa.


Una vez que sabes cuál es la meta que te mueve y la descubres (tú no
la formas, sino que la descubres) entonces encuentras cuál es tu mapa:
cuál es el sistema de creencias que te dice cómo llegar a esas
necesidades. Piensa en eso como el sistema operativo que te dice cómo
llegar a eso. Algunos piensan que el camino para llegar a esas
necesidades es destruir el mundo, para otros es const ruir algo, crear
algo, amar a alguien. El mapa de algunas personas es “voy a salvar
vidas incluso si muero por otras personas”, y son bomberos; para otros
es “ voy a matar a personas para poder hacerlo”. Todos ellos tratan de
alcanzar las mismas necesidades de importancia. Ellos quieren honrar a
Dios, o a sus familias, pero tienen un mapa distinto. Hay 7 creencias
distintas. Imagina si tus creencias te garantizan que nunca podrás llegar
a dónde quieres ir.

3. La última pieza es el combustible que eliges.


Existen 6.000 emociones para las cuales tenemos una palabra en el
idioma inglés. Pero si a 1000 personas les hago escribir todas las
emociones que experimentan en una semana promedio, y en un lado
escriben las emociones que los empoderan y en otro las que no los
empoderan, adivinas cuantas emociones experimentan?. Menos de 12.Y
la mitad de esas les hacen sentir como una mierda. Así que quedan 5 o
6 buenos sentimientos. Es como que sienten “feliz, feliz, emocionado, oh
mierda, frustrado, frustrado, abrumado, d eprimido ”¿Conoces a alguien
a quien, no importa lo que suceda, siempre encuentra algo para
molestarse? O bien que, no importa qué pase, ¿consigue una forma de
estar feliz y emocionado?
¿En qué te vas a enfocar? ¿Qué es lo que vas a hacer?
Mi invitación para ti es: explora tu sistema, las necesidades, las
creencias, las emociones que te están controlando.

Por dos razones: para que haya más de ti que dar, porque eso es lo que
te va a llenar, y segundo, para que puedas apreciar qué mueve a otras
personas, pues es la única forma por la que nuestro mundo va a
cambiar.

En adelante, cada día, da todo lo que puedas, ama todo lo que


puedas, no dejes que nada te detenga . “

“Hay un poderoso motor dentro de cada ser humano que, una vez liberado, puede
hacer realidad cualquier visión, sueño o deseo.” – Tony Robbins

Intereses relacionados