Está en la página 1de 5

422 Reseñas de libros / Reviews

gonitzat pels intel·lectuals i pintors Y tanto más, si la mirada crítica se


de la primera meitat del segle XX que anuncia desde sus primeras páginas.
hi van arribar d’arreu del món. El text Pilar Calveiro escribió las líneas
és força interessant no només per al de Política y/o violencia... durante los
eivissencs sinó sobre tot per als conti- años noventa, y las pensó como com-
nentals que tenen una imatge de l’illa plemento de Poder y desaparición...,
exclusivament centrada en el mite su estudio sobre los campos de con-
Ibiza on la llibertat cosmopolita ha centración creados por las Fuerzas
contrastat amb la repressió franquista Armadas durante el autodenominado
patida pels aborígens. “Proceso de Reorganización Nacio-
nal”. Que esta segunda parte viera la
JOSÉ MIGUEL SANTACREU SOLER luz en 1998, mientras que la dedica-
Universitat d’Alacant da a la violencia de la guerrilla tuvie-
ra que esperar hasta 2005, es botón
de muestra de una de las mayores
CALVEIRO, Pilar, Política y/o violencia. virtudes del texto reeditado en julio
Una aproximación a la guerrilla de pasado por Siglo XXI. El análisis crí-
los años setenta, Buenos Aires, tico respecto del rol jugado por las
Siglo XXI Editores, 2013, 160 pp. organizaciones político-militares du-
rante aquellos años tuvo que esperar
Vivir el miedo, la tortura, el exilio o la pacientemente a que al menos la ma-
pérdida de seres queridos, es siempre yoría de la sociedad argentina reco-
doloroso y difícil. Recordarlo en sole- nociera y condenara el horror de la
dad o narrarlo a otros, es volver a su- represión del Estado dictatorial, luego
frir. Pensar, en cambio, esos negros de décadas de lucha de los organis-
años ’70 argentinos, desde la memoria mos de derechos humanos. Pensar en
propia, intentando entender y explicar tándem la violencia proveniente del
cómo y por qué los muertos (propios y poder dominante y la surgida desde
ajenos), parece ser una tarea necesaria los aparatos de resistencia, rechazan-
para los sujetos que atravesaron esa do la teoría de los dos demonios, pero
experiencia. Tal vez, hasta reparadora. indagando al mismo tiempo la respon-
Por ello, resulta más que valioso sabilidad de los actores políticos na-
tener entre manos un texto que, desde cionales, implica preguntarse “qué nos
el interior de la militancia en Monto- pasó”. Y es eso precisamente lo que se
neros, busca analizar “las circunstan- cuestiona Calveiro, abriendo también
cias que llevaron al momento de ma- a sus lectores el interrogante.
yor violencia política en la Argentina Hablar como miembro activo de
(…) y el papel que les cupo en ellas a aquellas organizaciones armadas, co-
las organizaciones armadas” (p. 11). mo prisionera del infierno de los cen-

Pasado y Memoria. Revista de Historia Contemporánea, 13, 2014, pp. 359-428


Reseñas de libros / Reviews 423

tros clandestinos de detención, como Desde este punto de partida,


sobreviviente del terrorismo de Esta- entonces, Calveiro inicia su recorrido
do, como exiliada que aún no puede describiendo, en los cinco capítulos
(ni desea, quizás) despertar cada día que componen el primero de los apar-
en su país natal, es otro gran mérito tados, el contexto político y socio-
de la autora. Calveiro decide (¿deci- económico en el que (y por el que)
de?) pensar-se a partir de lo vivido, surgieron las organizaciones armadas
pero también más allá de esa expe- cuyo rol y responsabilidad históricos
riencia, buscando respuestas, explo- busca descifrar. Así, comienza su aná-
rando en el (su) pasado argumentos lisis explicando el “mesianismo auto-
que expliquen cómo convicciones tan crático” de las Fuerzas Armadas ar-
profundas se convirtieron, casi en un gentinas, que las colocaba constante-
abrir y cerrar de ojos (o en el tiempo mente en el lugar de salvadoras de la
que toma cargar el arma o encontrar patria, y las consecuencias que esas
la pastilla de cianuro en el bolsillo), intervenciones generaban. La autora
en tragedias tan dolorosas. define la etapa iniciada con el golpe
Para ello, la autora organiza su de 1966 como un período de crecien-
“aproximación a la guerrilla de los te militarización del Estado, que des-
años setenta” en dos apartados cen- plazó lo político del centro de la esce-
trales, precedidos por una apertura na, para colocar en él a la propia gue-
explicativa y clausurados por un pos- rra, en la que antiguos adversarios
facio pensado y escrito especialmente devenían ahora enemigos.
para esta segunda edición, es decir, El segundo capítulo del apartado,
15 años más tarde que el texto origi- titulado sugerentemente “Segundas
nal. Las páginas iniciales llevan el partes…”, se adentra en el breve inte-
título de “Memorias”, queriendo ex- rregno peronista iniciado en mayo de
plicar anticipadamente esta palabra 1973, apuntando la “poca probabili-
las intenciones de Calveiro de acercar dad” de éxito de la política de unifi-
un relato que, lejos de ser fiel, apare- cación nacional propuesta, debido al
ce como un ejercicio de evocación. “grado de conflicto no resuelto, que
Sin embargo, la autora adelanta que [aún] persistía, bastante abiertamen-
no será la suya una “memoria indivi- te, en la sociedad” (p. 43). Definiendo
dualizante y privada” que pierda “los inicialmente esas disputas como “fu-
sentidos políticos de la acción” (p. gas” en el modelo de concertación,
15), sino una que buscará “deshacer Calveiro afirma luego, sin embargo,
y rehacer sin tregua aquello que que las organizaciones armadas (y
evoca”, revisitando el pasado como también los sindicatos) comenzaron
“algo cargado de sentido para el pre- rápidamente a perder posiciones en el
sente” (p. 11). campo social, dejando avanzar al

Pasado y Memoria. Revista de Historia Contemporánea, 13, 2014, pp. 359-428


424 Reseñas de libros / Reviews

poder militar. Logró imponerse enton- neros). A lo largo de cinco capítulos,


ces una fuerte disciplina, explica la la autora desmenuza no sólo el fun-
autora, que no tardaría en instalar los cionamiento interno de lo que deno-
campos de concentración y la desapa- mina “la más radical y confrontativa”
rición de personas como metodología de las “numerosas formas de desobe-
de represión de los grupos enemigos. diencia que se practicaron en la socie-
El gobierno de Isabel Perón caía así, dad” (p. 77), sino también la partici-
“sin sorpresa de nadie” (p. 54). pación que les cupo en el devenir-vio-
Los otros tres capítulos que com- lencia de la historia argentina recien-
ponen el primer apartado, destinado te. Respecto a esto último, Calveiro
a contextualizar históricamente el juzga como erradas distintas posicio-
análisis posterior, se proponen des- nes y decisiones de los grupos arma-
cribir las características del “poder dos en relación a la situación nacio-
desaparecedor” de las Fuerzas Arma- nal: critica la “táctica de ataque indis-
das en el Estado. Esta búsqueda de criminado a las Fuerzas Armadas”,
una “nueva sociedad ordenada, con- que, dice, favoreció “la cohesión de
trolada y, sobre todo, aterrada” (p. 56) las instituciones militares en torno a
no se presenta como algo enteramen- la necesidad de producir un golpe de
te novedoso para Calveiro, aunque Estado” (p. 82) y hasta al propio fo-
tampoco como una continuación o quismo, que pareció saciar a una “ge-
una repetición exagerada de algo pre- neración impaciente”, que comenzó
vio. Es parte, según la autora, de la a creer que “la lucha revolucionaria
dimensión más íntima de nuestra so- misma podía generar conciencia per
ciedad, algo gestado a lo largo del se, sin necesidad de aguardar a que
tiempo, que aparece y desaparece a las condiciones objetivas, materiales,
través de la historia. “Los golpes de económicas, <maduraran>” (p. 95).
Estado vienen de la sociedad” (p. 59), El análisis del funcionamiento
resume, mostrando y denunciando no interno de las organizaciones arma-
sólo la complicidad institucional, das, por su parte, se desarrolla en los
sino también la convalidación social capítulos tercero y cuarto de este se-
del maltrato y la subordinación abso- gundo apartado, que Calveiro enca-
luta exigida al interior de las Fuerzas. beza de manera contundente con los
El núcleo central de la obra, sin títulos “Atrapados” y “Una lógica
embargo, parece ubicarse en su segun- cerrada”. En ellos, la autora revela su
do apartado, titulado “La desobe- faceta sociológica más positivista, al
diencia armada”, en el que Calveiro agrupar en categorías los distintos
concentra su comprensión crítica del “mecanismos (…) que (…) asfixia-
rol histórico de las organizaciones ron la práctica” (p. 112) de esos gru-
armadas (y, en particular, de Monto- pos, enumerando pormenorizada-

Pasado y Memoria. Revista de Historia Contemporánea, 13, 2014, pp. 359-428


Reseñas de libros / Reviews 425

mente al interior de cada una de ellas na de Política y/o violencia. Parece


los diferentes rasgos, cuya combina- una segunda derrota escuchar (sí,
ción condujo a la tragedia final. Así, escuchar, porque se leen tonos, gritos
35 páginas condensan el también ace- y murmullos, en algunos tramos del
lerado pasaje de estas organizaciones libro de Calveiro) a una militante de
desde su valioso y profundo trabajo Montoneros decir que fue una doble
de base, hacia la urgente priorización víctima: de la política represiva de los
de la acción militar, a partir de la militares en el poder y de la de su pro-
construcción de un ejército popular, pia organización. Para la Real Acade-
que igualara, enfrentara y derrotara mia Española, una víctima es precisa-
al regular. Las consecuencias no se mente una persona que padece daño
harían esperar, afirma Calveiro: el por culpa ajena, pero otra acepción
retroceso de aquel espíritu desobe- es incluida en el diccionario. Víctima
diente vería, en la importancia dada a es también aquella persona destinada
la superflua etiqueta militar, su más al sacrificio. ¿Era entonces un destino
inocuo resultado. El fortalecimiento de esos militantes de base el conver-
de “los lazos de autoridad en detri- tirse en ofrendas de una causa? ¿Era
mento de los vínculos de compañe- necesaria su inmolación como sím-
rismo” (p. 103); “la mentira desde las bolo de lucha? ¿Quiénes resultaron ser
conducciones”, intencional o no, en los elegidos? ¿Por qué no pudieron
relación a la propia fuerza de las evitarse sus muertes, por qué no hubo
organizaciones y su “convicción del una reacción social masiva contra la
triunfo inexorable” (p. 119-120); su matanza? ¿Cuál es entonces el rol de
centralismo, que impedía la participa- la memoria hoy, cómo deben recor-
ción de los militantes en la toma de darse esas muertes? ¿Y sus vidas? ¿Qué
decisiones y disciplinaba el desacuer- nos dejan sus experiencias como
do, con penas de expulsión y fusila- aprendizaje para los años que corren?
miento (p. 129); son observaciones Calveiro busca responder a cada
que llevan a la autora a afirmar no sólo uno de esos interrogantes, justamen-
que “la descomposición interna esta- te desde ese lugar doblemente agredi-
ba bastante avanzada en el momento do. A la inevitable pregunta sobre la
del golpe militar”, sino también que permanencia de esos militantes en las
fueron las armas la que “terminaron organizaciones, a pesar de verse some-
por convertirse en una muralla de tidos a aquel verticalismo autoritario,
arrogancia que encubría (…) cierta la autora responde que era un pacto
ingenuidad política” (p. 104). de sangre con los compañeros muer-
Es difícil explicar, e incluso com- tos y los “otros” asesinados lo que los
prender uno mismo, el gusto amargo mantenía atados a la responsabilidad
que se sufre al terminar la última pági- colectiva. “Atrapados”, dice, en una

Pasado y Memoria. Revista de Historia Contemporánea, 13, 2014, pp. 359-428


426 Reseñas de libros / Reviews

“sensación de deuda moral o culta, Política y/o violencia que propone la


una construcción artificial de convic- autora es un importante punto de par-
ciones”, a la que agrega además una tida. Calveiro concluye que no debe
dolorosa percepción de “no retorno” ser negado el núcleo violento de la
(p. 138). En relación a los elegidos, política, pero que debe exigirse al
tampoco deja dudas sobre la respon- mismo tiempo un fuerte contrapeso
sabilidad de la conducción, que “reta- de la ética, que sustituya “el combate
ceó recursos con los que contaba y por el debate” (p. 150). Lejos de las
dejó indefensos a militantes popula- armas, con las manos libres para escri-
res que hubiera podido proteger” (p. bir, para ser solidarios, para sellar
126). Y finalmente, respecto del compromisos, nosotros debemos re-
silencio social, Calveiro encuentra sus cuperar de aquella política, su mili-
causas en las nuevas formas que tancia. Y construir verdaderas convic-
adoptó la política desde mediados de ciones en amplios sectores de la socie-
los 60. Aquella “sociedad en cons- dad, creencias que obliguen a defender
tante fuga” (p. 28) que describe al lo logrado y a ir por más.
inicio del texto, en referencia a las
movilizaciones de aquellos años, hace MARÍA FLORENCIA REYES
efectivamente “reaparecer” la políti- SANTIAGO
ca, dice la autora, pero “mutada”, “a Universidad de Buenos Aires
pedradas y a tiros” (p. 32).
Ahora bien, encontrar la(s) res-
puesta(s) sobre el rol actual de la me- REQUENA GALLEGO, Manuel, Dic-
moria, sobre las formas en las que cionario Biográfico de los parla-
debe ser recuperada aquella fugaz y mentarios de Castilla-La Mancha,
profunda militancia político-social, 1977-2007, Albacete, Altabán
sobre cómo debe ser abordado y com- Ediciones, 2013, 448 pp.
prendido ese período brillante y oscu-
ro a la vez, tiene que incluir necesa- En este último cuarto de siglo, los es-
riamente a las nuevas generaciones. tudios de prosopografía política han
Superando la denuncia, el reproche o experimentado un importante auge
el auto-escrache (que Calveiro pro- en España. Resulta evidente que este
pone, al inicio de su texto, en refe- hecho aparece vinculado al surgimien-
rencia a su propia participación, pero to y a la consolidación de un sistema
que finalmente no logra construir en descentralizado de administración que
su argumentación), es probable que ha generado las élites gubernamenta-
los niños de aquellos años y los si- les y parlamentarias más numerosas y
guientes hijos de la democracia reela- diversificadas (en extracción geográ-
boremos mejor lo sucedido. La díada fica, social o ideológica) de nuestra

Pasado y Memoria. Revista de Historia Contemporánea, 13, 2014, pp. 359-428

Intereses relacionados