Está en la página 1de 43

La obsolescencia programada

Se denomina obsolescencia programada u obsolescencia planificada a la determinación, la


planificación o programación del fin de la vida útil de un producto o servicio de modo tras un
periodo de tiempo calculado de antemano por el fabricante o por la empresa de servicios durante
la fase de diseño de dicho producto o servicio; éste se torne obsoleto, no funcional, e inútil o
inservible.

Esta práctica se desarrollo en contexto caracterizado por una producción mundial de 50 millones
de toneladas de desechos electrónicos por año, con habitantes que producen en promedio 35kg
de chatarra tecnológica por día mientras que en Estados Unidos son15 kg por cada habitante y en
Europa 20kg. Esto afecta a todos los seres que habitamos el planeta; mientras los aparatos están
en funcionamiento no presentan ningún riesgo, salvo el Dióxido de carbono que puedan producir,
pero al ser desechados en basurales comunes estos artefactos reaccionan con el agua y la materia
orgánica liberando tóxicos al suelo y a las fuentes de aguas subterráneas.

La obsolescencia programada es la vida útil que le da una fábrica o empresa a un producto cuando
pase este periodo de vida útil se volverá obsoleto, inútil.

Obsolescencia viene de "obsoleto" o lo que es lo mismo, fuera de moda y/o de uso.

En la mayoría de los casos la obsolescencia de los productos tiene un trasfondo económico. Los
comerciantes incluyen a conciencia en sus productos las condiciones necesarias para que el
producto deba ser renovado al cabo de un tiempo (programada), con el consiguiente aumento de
sus beneficios. Esto se conoce como obsolescencia programada.

¿Qué es La Obsolescencia Programada?

Obsolescencia programada es cuando un producto está diseñado deliberadamente para tener un


tiempo de vida específico. Esto es por lo general una vida más corta del producto antes de que se
desgaste por completo. También se puede llamar obsolescencia planificada. En definitiva, es
programar la muerte de un aparato o el ciclo de vida del producto.

Los productos dejan de funcionar al cabo de un tiempo, no porque estén estropeados, sino
porque han sido diseñados para fallar al cabo de ese periodo.
El producto debe estar diseñado para convencer al cliente de que el producto es un producto de
calidad, a pesar de que el tiempo necesario para sustituirlo sea más corto que el tiempo real de
vida del producto. De esta manera, cuando el producto falla, el cliente tendrá que comprar otro,
normalmente la versión actualizada.

Este comportamiento es poco ético, y los consumidores pueden reaccionar comprando otra
marca diferente del mismo producto.

Para que la obsolescencia programada funcione, el cliente debe sentir que ha tenido una buena
relación calidad-precio. Además, debe tener la suficiente confianza en el fabricante o la empresa,
para reemplazar la lavadora original con la máquina equivalente más moderna, y por supuesto del
mismo fabricante.

La renovación constante de los productos, ya sea por incluir innovaciones o motivada por la
obsolescencia, tiene una gran repercusión en la sociedad.

No obstante se ha creado un sello contra la obsolescencia programada. Todos los aparatos que lo
llevan no la tienen y luchan en contra de ella. Aqui lo tienes:

¿Qué significa ISSOP? Innovación Sostenible sin Obsolescencia Programada.

Ejemplos de Obsolescencia Programada

En algunos museos todavía se pueden ver encendidas las primeras bombillas de Thomas Edison,
después de más de 100 años. Sin embargo, las bombillas que utilizamos hoy en día suelen durar,
como mucho, uno o dos años. ¿Por qué? Si un producto dura años, el negocio no sería rentable ya
que la gente no seguiría comprando bombillas. Así que decidieron fabricar lámparas con un
filamento que, al cabo de cierto tiempo, se rompiera. Las bombillas fueron de los primeros
productos en los que se usó la obsolescencia programada.

Cuando los laboratorios DuPont comenzaron a comercializar medias de nylon, a finales de los
años 20, eran prácticamente irrompibles. Su éxito entre las mujeres fue total, pero descendió la
venta de este tipo de productos porque no necesitaban comprar otras nuevas. Pocos años
después, se comenzaron a comercializar unas medias más frágiles y que se rompían con
extremada facilidad, lo que multiplicó el número de ventas.

Muchos sistemas operativos y programas informáticos (software) suelen incluir en sus


actualizaciones mejoras y variaciones en sus formatos de archivo que son incompatibles con las
versiones previas, lo que obliga a los usuarios a actualizar todos sus dispositivos. Además, en
muchas ocasiones, las mejoras en los sistemas operativos no se pueden instalar en los aparatos
más antiguos.

La empresa de la manzana, Apple, se ha convertido en el rey de la obsolescencia programada.


Pero, frente a los modelos que podemos considerar más recurrentes, orientados a diseñar y
fabricar productos que se estropean o que dejan de funcionar correctamente pasado cierto
tiempo, la obsolescencia planificada de Apple resulta más sutil y sofisticada ya que se basa en
ofrecer productos m mejores y más innovadores a pesar de que el modelo anterior siga siendo útil
y operativo.

Si se estropea un lavavajillas, lo normal es que un técnico que venga a repararlo nos cobre entre
piezas, tiempo de reparación y salida unos 200 euros. Si vamos a ver los precios de lavavajillas
nuevos podemos encontrarlos por 300 euros. Está claro que la solución que tomará el cliente será
la de comprar uno nuevo la mayoría de las veces. Más o menos pasa lo mismo con la lavadora y
otros electrodomésticos.

Antes un frigorífico duraba treinta años, ahora seis. Además es muy complicada su reparación, los
fabricantes se lo ponen muy difícil a los técnicos.

¿Por qué Existe la Obsolescencia Programada?

Imagine que eres un fabricante de principios del siglo XIX, y que tus ingenieros han conseguido
crear una bombilla que dura, por ejemplo, 150 años. Al principio, estarías feliz, porque tus
bombillas se venderían como churros, lo que incrementaría tus ingresos. Pero ¿qué ocurriría
pasados, pongamos, dos o tres años desde su comercialización? La respuesta es sencilla: Que
nadie las compraría y las ventas caerían en picado.

¿El motivo? Tu bombilla sería tan buena que nadie necesitaría comprar otra en más de un siglo. Es
probable que, con el tiempo, tu idea, en un principio brillante, dejara de parecérselo. O quizás,
incluso, que acabaras arrepintiéndote del logro conseguido, teniendo en cuenta que, a la larga,
habría supuesto el fin de tu negocio. Pues eso es lo que les pasó a los fabricantes de bombillas.

El Problema de la Obsolescencia

La extensión de este fenómeno tiene dos consecuencias: cada vez hay más basura y cada día se
consumen más recursos.

En definitiva, los productos que duran toda la vida existen, pero no interesan.

Tipos de Obsolescencias

Además de la programada existen:

- Obsolescencia por modas: se crea un producto y más adelante se vende el mismo producto
ligeramente modificado en su diseño. Así ocurre por ejemplo con la ropa. Un año se consideran
actuales los pantalones de pata ancha y otro de pata estrecha. Esto hace que el comprador quiera
adquirir los productos de moda.

- Obsolescencia de Componente Eléctricos y Electrónicos: generalmente, cuando un producto


eléctrico se estropea, es más costoso repararlo que adquirir uno nuevo, con lo que se hace
habitual desechar el producto averiado.

Ventajas y Desventajas de la Obsolescencia Programada

La mayor parte de las ventajas de la obsolescencia programada son de carácter económico,


estimulando el consumo. Crea un aumento de la riqueza de las ventas, pero también el aumento
de los requisitos de investigación y desarrollo de los productos. Esto genera muchos más puestos
de trabajo y supuestamente la obsolescencia ayuda a que los usuarios tengamos mejores
productos y más eficientes.
Las desventajas son pérdidas de recursos naturales y un problema real en la gestión de la
contaminación que crean los productos desechables. También los consumidores tienen que
asumir un mayor gasto. Además, se puede considerar un engaño al consumidor.

Esto plantea el siguiente dilema ético: mientras que la obsolescencia planificada puede ayudar a
acelerar la innovación, el crecimiento económico y mejorar el bienestar de los consumidores, es
cierto que también puede generar costes sociales por dañar el medio ambiente.

Anta la presión para que renovemos con frecuencia nuestros productos, debemos ser críticos y
actuar con responsabilidad. Todos estamos implicados en el mantenimiento sostenible de
nuestras condiciones de vida.

Ventajas y desventajas:

La mayor parte de las ventajas de la obsolescencia programada son de carácter económico,


estimulando el consumo. Crea un aumento de la riqueza de las ventas, pero también el aumento
de los requisitos de investigación y desarrollo de los productos. Esto genera muchos más puestos
de trabajo y supuestamente la obsolescencia ayuda a que los usuarios tengamos mejores
productos y más eficientes.

Las desventajas son pérdidas de recursos naturales y un problema real en la gestión de la


contaminación que crean los productos desechables. También los consumidores tienen que
asumir un mayor gasto. Además se puede considerar un engaño al consumidor.
obsolescencia programada

La obsolescencia programada es la vida útil que le da una fábrica o empresa a un producto,


cuando pase este periodo de vida útil el producto se volverá obsoleto, inútil.

Esto se creó para que el consumidor se viera obligado a adquirir un producto nuevo igual o similar.
La mayoría de los productos están “programados para morir”, y muchas veces cuando estos
dispositivos mueren es más económico adquirir uno nuevo que reparar el que ya tenemos.

La obsolescencia programada asegura una gran demanda, por lo tanto las empresas tienen más
beneficios y una continua oferta. Esto influye de gran manera en el desarrollo de la economía.

Tenemos tres tipos de obsolescencia:

Obsolescencia de función, este tipo de obsolescencia se da cuando sale a la venta un producto


más avanzado, es decir con nuevas funciones.

Obsolescencia de calidad, en este tipo de obsolescencia el producto después de tener cierto


tiempo de uso empieza a presentar fallas y un mal funcionamiento.

Obsolescencia de deseo, ocurre cuando sale a la venta un producto más avanzado y las personas
cambian el que ya tienen, solo por cuestiones de estilos o moda.

La obsolescencia programada afecta de varias maneras a los consumidores, de manera económica


y de manera psicológica, entramos en un ciclo, comprar, usar, tirar, comprar, usar, tirar y llegamos
a desear productos que no necesitamos.

Este sistema también presenta otros problemas como el aumento de residuos que se generan al
darse este fenómeno una y otra vez.

¿Cuándo surgió la obsolescencia programada?

El consumo de la sociedad y la obsolescencia programa son la base del sistema social y económico
actual. Sin embargo, este sistema no es nuevo y comenzó a desarrollarse en la década de 1920.
La idea fue del Cártel Phoebus, con grandes fabricantes como Philips o General Electric. Acordaron
reducir la vida útil de sus bombillas para subir las ventas. Así, si la bombilla de Edison de 1879
tenía una vida útil media de 2.500 horas, en 1925 sólo duraba 1.000 horas. Cifra que ha llegado
hasta hoy día.

La obsolescencia programada surge en el año 1932, Bernard London creó la obsolescencia


buscando lustrarse a costa de la sociedad. Este término se fue haciendo popular por los años 1954
gracias a un discurso dado por el diseñador industrial estadounidense Brooks Stevens.

Productos programados para morir.

Hoy en día son muy pocos los productos que no están programados para morir, tenemos las
bombillas, que se queman cada cierto tiempo y nos vemos obligados a cambiarlas, las impresoras
que dejan de funcionar, los cartuchos de tinta que usan las impresoras, los videojuegos, los
coches, las baterías y casi todos los equipos electrónicos.

Las primeras bombillas que se vendieron tenían una vida útil de unas 1500 horas, treinta años
después se empezaron a vender bombillas que llegaban a tener una vida útil de hasta 2500 horas.
Poco después se dieron cuenta que con bombillas que duraran tanto las ventas iban bajando, por
esto se empezaron a vender bombillas que tuvieran una vida útil de unas 1000 horas, es decir más
corta.

Todos estos productos tienen un tiempo de vida útil determinado por el fabricante, sabemos que
los cartuchos de tinta, luego de imprimir una cierta cantidad de hojas se acaban y debemos
cambiarlos.

Se dice que los coches fabricados en los años 50 o 60 pueden tener hasta el doble de vida útil de la
que tienen los coches actuales, la duración de estos coches no pasa de tres décadas. Un claro
ejemplo de la obsolescencia programada lo podemos encontrar en algunas piezas de los coches
como los frenos, que después de un tiempo empiezan a perder su capacidad.

Otro producto en el que podemos encontrar la obsolescencia programada, es en las medias de


nailon, en los años 20 estas medias eran casi irrompibles, al durar tanto las ventas bajaron, ya que
las mujeres no necesitaban medias nuevas tan seguido, gracias a esto se empezaron a vender las
medias que tenemos el día de hoy que se rompen con mucha facilidad.

¿Cómo afecta la obsolescencia programada a la generación de residuos?


La vida útil de productos como televisores, teléfonos, neveras y otros productos ha sido reducida,
estos productos tienen sustancias contaminantes como altos niveles de plomo toxico. Muchas
empresas aseguran un mantenimiento ecológico de sus residuos y algunas empresas hasta ofrecen
un servicio donde se encargarán de su eliminación, sin embargo, muchos de estos residuos
terminan en países tercermundistas, en estos países la contaminación y estos residuos pueden
afectar de maneras graves a los habitantes.

¿Cuándo comienza la obsolescencia programada?

El primer producto víctima de la Obsolescencia Programada es la bombilla. Cuando el día 23 de


diciembre de 1924 se reúnen en Ginebra un grupo de fabricantes los cuáles dan lugar al primer
cártel mundial: Cártel Phoebus. Éste trata de controlar la producción de bombillas de Europa,
EEUU y algunos países de Asia.

¿Cuál es el principal objetivo de la obsolescencia programada?

Este es el término utilizado para referirse a la planificación o programación del fin de la vida útil de
un producto o servicio de modo que -tras un período de tiempo calculado de antemano, por el
fabricante o por la empresa de servicios, durante la fase de diseño de dicho producto o servicio-
éste se torne obsoleto, ...

¿Cuál es el origen de la obsolescencia programada?

Se considera que el origen de la obsolescencia programada se remonta a 1932, cuando Bernard


London proponía terminar con la gran depresión lucrando a costa de la sociedad a través de la
obsolescencia planificada y obligada por ley (aunque nunca se llevase a cabo); sin embargo, el
término fue popularizado por primera ...

¿Qué es la obsolescencia de un producto?

La obsolescencia es la caída en desuso de máquinas, equipos y tecnologías motivada no por un mal


funcionamiento del mismo, sino por un insuficiente desempeño de sus funciones en comparación
con las nuevas máquinas, equipos y tecnologías introducidos en el mercado.

La obsolescencia es la caída en desuso de máquinas, equipos y tecnologías motivada no por un mal


funcionamiento de este, sino por un insuficiente desempeño de sus funciones en comparación con
las nuevas máquinas, equipos y tecnologías introducidos en el mercado. Se puede definir también
como la disminución de la vida útil de un bien de consumo o de capital, debido a un cambio
económico o al avance tecnológico.

Existen diversos factores que generan la obsolescencia de un dispositivo o una tecnología. La


causa más común de obsolescencia es el desarrollo de nuevos sistemas o tecnologías que ofrecen
un rendimiento superior o mejorado.
La obsolescencia es un concepto más económico que tecnológico: un bien puede estar en
perfectas condiciones y prestar sus servicios sin inconvenientes, pero será considerado obsoleto si
existen ya bienes de producción de mayor rendimiento.

La obsolescencia se debe distinguir de la depreciación, que consiste en el deterioro físico del bien
por su uso o paso del tiempo.

Por otra parte, en ocasiones, la obsolescencia puede ser una estrategia del fabricante. Así,
tenemos tres tipos de obsolescencia:

Obsolescencia planificada. Es cuando al fabricar o crear un bien, se estudia el tiempo óptimo para
que el producto deje de funcionar correctamente y necesite reparaciones o su substitución sin que
el consumidor pierda confianza en la marca.

Obsolescencia percibida. Cuando se crea un producto con una apariencia y más adelante se vende
el mismo producto cambiando solo el diseño del mismo.

Obsolescencia de especulación. Cuando el producto se comercializa incompleto o de menores


prestaciones a bajo precio con el propósito de afianzarse en el mercado ofreciendo con
posterioridad el producto mejorado.

OBSOLESCENCIA PROGRAMADA Y SUS CONSECUENCIAS

El concepto de obsolescencia programada es un término que siempre ha estado en la boca de los


expertos, y no tan expertos, al notar que una gran parte de los aparatos eléctricos o electrónicos
que compramos dejan de funcionar a los pocos años. Según un estudio de la Universidad de Berlín
y el Öko-Institut, relativo a la obsolescencia programada, estiman que los grandes
electrodomésticos como las lavadoras, secadoras o frigoríficos, se tiene que reemplazar a los cinco
años desde su compra porque dan fallos técnicos.

Seguramente os ha pasado que habéis hecho un uso adecuado de un aparato eléctrico y un día no
sabes por qué ha dejado de funcionar, das mil vueltas a qué ha podido pasar, pero no llegas a
entenderlo. En este caso tienes dos opciones, llevarlo a reparar o adquirir un aparato nuevo. Al
final seguramente tendrás que optar por la segunda opción, muy a tu pesar, porque casi siempre
la opción de reparar es más cara que comprar uno nuevo, este tema también es bastante
peliagudo. Pero a lo que voy, ¿sabéis que este fallo se debe lo más seguro a la obsolescencia
programada?

¿Qué es la Obsolescencia Programada?


La obsolescencia programada consiste en planificar de una forma consciente el tiempo de vida útil
de los productos, el tiempo que tenía que durar un producto lo marcaba el fabricante. En los casos
de los aparatos electrónicos dicho tiempo está controlado por un chip con una información
determinada para que deje de funcionar cuando se den dichas condiciones. Un ejemplo son las
impresoras, estas las programan para que dejasen de funcionar cuando hagan un cierto número
de impresiones.

podéis imaginar, y seguramente lo habéis sufrido, que el tiempo de vida útil que ponen los
fabricantes no es muy largo haciendo que el cliente tenga que recurrir al servicio técnico o ir a
comprar un aparato nuevo.

Ordenadores

Aparatos electrónicos en desuso

Al principio de la Revolución Industrial los fabricantes buscaban que sus productos fuesen de
calidad y que su marca se asociara a productos duraderos adquiriendo así un mayor prestigio. Fue
la crisis económica de 1929 la que dio origen al termino obsolescencia programada y a la Ley de
Obsolescencia Programada, dicha ley buscaba que todos los productos tuvieran fecha de
caducidad consiguiendo así un mayor beneficio para el fabricante al incentivar el consumo y un
aumento en la creación de empleo.

Según los fabricantes el hecho de hacer un producto duradero no salía rentable porque no
ingresaban dinero hasta que este no se rompía y se podría dar el caso que esto no ocurriese
nunca, un ejemplo es la bombilla del Parque de Bomberos de Livermore (California) que lleva
encendida desde 1901.

Consecuencias de la obsolescencia programada

Las consecuencias de la obsolescencia programada se deben considerar desde el punto de vista


ambiental y social.

Desde el punto de vista ambiental

Utilización de una gran cantidad de recursos naturales al tener que estar constantemente
produciendo artículos. En este caso hay que considerar que algunos de los recursos naturales que
se utilizar para la fabricación de algunos productos son muy escasos, un ejemplo es el coltán.

Acumulación de residuos. Todos los aparatos que ya no se van a utilizar se desechan y una mala
gestión puede hacer que terminen en vertederos ilegales. Al tener elementos que pueden
contaminar el suelo o el agua es importante que se gestionen correctamente y que se alargue la
vida útil de los aparatos electrónicos para así disminuir el número de residuos que se generan.

Desde el punto de vista social

Fomenta el consumo. Si ya de por sí nos animan a consumir constantemente el hecho de que


algunos productos tengan fecha de caducidad fomenta aún más dicho consumo.

Conflictos geopolíticos. Algunos de los materiales que se utilizan en la fabricación de ciertos


aparatos electrónicos son tan escasos y valiosos que se están dando serios conflictos geopolíticos
por su explotación, es el caso del coltán.

Países subdesarrollados terminan siendo los vertederos de los países desarrollados. Un ejemplo es
el país africano Ghana que reciben constantemente contenedores llenos de residuos electrónicos
que los países desarrollados envían como productos de segunda mano cuando la gran mayoría no
funciona. Se puede ver como una oportunidad para los habitantes de Ghana al poder repararlos y
venderlos, pero lo cierto es que la gran mayoría no sirven para nada y terminan ocupando un
espacio que pertenece a sus habitantes.

Conclusiones

a la obsolescencia programada de aparatos electrónicos dicha obsolescencia la podemos llegar a


ver en cualquier producto, la obsolescencia programada no solo refleja el hecho que dichos
aparatos tengan un chip con cierta información para que dejen de funcionar en un determinado
momento, sino también refleja la calidad de los productos, como es lógico a menor calidad menor
duración y por lo tanto más rápido hay que sustituirlo.

La obsolescencia programada, desde mi punto de vista, aún está presente en muchos de los
productos que manejamos a diario, aunque hay veces que por el hecho de tener un consumo
constante y querer tener lo último en tecnología no lo usamos el tiempo suficiente para que salte
dicha obsolescencia programada.

Las posibles soluciones para evitar el uso de recursos, la acumulación de residuos y todo lo que
implica la obsolescencia programada es:
Tener un consumo más responsable. Se debe buscar los artículos que tengan materiales de buena
calidad para que duren el máximo de tiempo posible. De esta forma estamos favoreciendo a
aquellas marcas que buscan tener un buen producto y una buena relación con el cliente más que
hacer dinero a cualquier precio.

Exigir a la administración unas normas que eviten la obsolescencia programada y que todos los
productos se puedan reparar sin mucha dificultad y sin tener un alto coste. De esta forma también
se favorece la reutilización. Creo que ya se está haciendo algo en relación a este punto.

Fomentar el ecodiseño al ser una de las características de este tipo de diseños la capacidad de
volver a incluir el residuo generado después de su uso como materia prima para hacer nuevos
artículos, es lo que se denomina economía circular. Con esto se evitaría utilizar nuevas materias
primas y los residuos se recuperarían utilizándolos como nutrientes de la industria.

Historia

El primer producto afectado por la obsolescencia programada fue la bombilla incandescente. Uno
de los primeros prototipos lleva funcionando desde el año 1901. Thomas Alva Edison, creó un
prototipo de duración de 1500 horas. El éxito fue rotundo y aparecieron varias compañías
dedicadas a su fabricación. Al principio el objetivo era crear bombillas más durables, sin embargo,
todo cambió cuando se aliaron para crear el Cártel Phoebus para establecer una duración máxima
de 1000 horas de uso y penalizar a los fabricantes que violaran la nueva norma. En aquel entonces
la conciencia ecológica y de derechos de consumidores era prácticamente inexistente entre la
población y las empresas, por lo que la sociedad de entonces terminó tolerando esta práctica.

Se cree que el origen se remonta a 1932, cuando Bernard London proponía terminar con la Gran
Depresión a través de la obsolescencia planificada y obligada por ley (aunque nunca se llevase a
cabo).1 Sin embargo, el término fue popularizado por primera vez en 1954 por el diseñador
industrial estadounidense Brooks Stevens. Stevens tenía previsto dar una charla en una
conferencia de publicidad en Minneapolis en 1954. Sin pensarlo mucho, utilizó el término como
título para su charla.

Otro producto que fue afectado fue el Nailon. En su introducción en 1938 era presentado como
una fibra fuerte y prácticamente indestructible. Pero posteriormente las ventas cayeron debido a
que nadie necesitaba reemplazar las medias, por lo que DuPont fue obligado a rediseñar el
material para hacerlo más frágil y conservar las ventas.

Posteriormente en los años sesenta se idearon nuevas técnicas de diseño y publicidad para
impulsar el consumo de nuevos productos. Así las personas no eran obligadas, sino convencidas
con diseños vanguardistas, características novedosas y nuevas tecnologías. Gradualmente el
concepto de obsolescencia programada fue extendiéndose entre los fabricantes, lo que fue
afectando la calidad y durabilidad de los productos desde entonces.

El iPod causó controversia debido a su batería de corta duración irreemplazable

Otro escándalo notable implicó al Reproductor de audio digital iPod fabricado por Apple
Computer. En su introducción, su batería había sido diseñada para que durara sólo 18 meses,
suficiente tiempo para que los consumidores lo reemplazaran por el próximo modelo fabricado
por la empresa. Un par de consumidores Casey Neistat y su hermano decidieron crear un video
que lo explicaba de forma atractiva para la población en general.

El video recibió la atención de medios nacionales y dirigió el foco a la falta de políticas de


reemplazo de baterías por parte de Apple.2 El video clip inicia con una llamada al Soporte Técnico
de Apple y una conversación entre Casey y el operador, llamado Ryan. Casey explica que, tras 18
meses de uso, la batería de su iPod murió. Ryan sugiere que por el costo de enviar y reemplazar la
batería es mejor adquirir un iPod nuevo. Con la canción "Express Yourself de N.W.A., los hermanos
comenzaron una campaña de «anuncio público» para informar a los consumidores acerca de las
baterías. Usando carteles de stencils que decían «La batería irremplazable del iPod solo dura 18
meses» pintaron la advertencia sobre las publicidades del iPod en las calles de Manhattan. La
película fue publicada en Internet el 20 de septiembre de 2003 y en seis días fue vista más de un
millón de veces. La misma atrajo la atención de los medios rápidamente y la controversia fue
cubierta mundialmente por más de 130 medios, incluyendo The Washington Post, Rolling Stone,
Fox News, CBS News y BBC News.3

Apple anunció oficialmente una política de reemplazo de baterías el 14 de noviembre de 2003 y


también una extensión de la garantía el 21 de noviembre.45 The Washington Post declaró
erróneamente que ambos programas fueron anunciados días después de que la película se volvió
pública.3 Fox News estableció la fecha de la política dos semanas después del video y Neil Cavuto
lo llamó una "historia de David y Goliath" en el programa Your World. La vocera de Apple, Natalie
Sequeira negó conexión alguna entre el video y la nueva política, declarando que la revisión de la
misma se venía trabajando durante varios meses antes de que la película haya sido publicada.3

El 8 de enero de 2018, la Fiscalía de Francia inició una investigación contra Apple por presunta
obsolescencia programada de ciertos iPhones antiguos, sometidos a las actualizaciones periódicas
del sistema operativo iOS. La actuación judicial tuvo su origen en una denuncia de la organización
de usuarios y consumidores "Alto a la ralentización programada".6
Hoy en día se presenta un caso opuesto con las bombillas LED que pueden llegar a durar hasta 25
años. Sin embargo, por el momento, sus ventas han sido bajas por tener un precio inicial mayor a
las actuales bombillas fluorescentes

Consecuencias

Para la industria, esta actitud estimula positivamente la demanda al alentar a los consumidores a
comprar nuevos productos de un modo artificialmente acelerado si desean seguir utilizándolos.

La obsolescencia programada se utiliza en gran diversidad de productos.Existe riesgo de reacción


adversa de los consumidores al descubrir que el fabricante invirtió en diseño para que su producto
se volviese obsoleto más rápidamente a fin de que los clientes recurran a la competencia y basen
su elección en la durabilidad y buena calidad del producto.

Clases de obsolescencia

La obsolescencia programada propiamente dicha: prever una duración de vida reducida del
producto, si fuera necesario mediante la inclusión de un dispositivo interno para que el aparato
llegue al final de su vida útil después de un cierto número de utilizaciones.

La obsolescencia indirecta: deriva de la imposibilidad de reparar un producto por falta de


repuestos o piezas de recambio adecuadas o por resultar imposible la reparación (por ejemplo, el
caso de las baterías soldadas al aparato electrónico).

La obsolescencia funcional por defecto: un componente falla y todo el dispositivo deja de


funcionar.

La obsolescencia por incompatibilidad, por ejemplo, cuando un programa informático deja de


funcionar al actualizarse el sistema operativo. Guarda relación con la del servicio posventa, en el
sentido de que el consumidor será más proclive a comprar otro producto que a repararlo, en parte
debido a los plazos y precios de las reparaciones.

La obsolescencia psicológica, derivada de las campañas de mercadotecnia de las empresas


encaminadas a hacer que los consumidores perciban como obsoletos los productos existentes.

La ropa es un ejemplo común de obsolescencia estética.

La obsolescencia estética. Cuando un producto es reemplazado por cuestiones de moda o diseño.


Es bastante frecuente en la ropa, debido a las modas que cambian con rapidez, aunque también
puede extenderse a los electrónicos, como los smartphones.

La obsolescencia por notificación, típica de las impresoras que convierten en obsoletos los
cartuchos de tinta, previo aviso.
La obsolescencia por caducidad reduce artificialmente la vida de un producto, por ejemplo, en la
industria alimentaria, acortando las fechas de caducidad o de consumo preferente, aunque
todavía sea perfectamente consumible sin riesgo alguno para la salud.

La obsolescencia ecológica. Bajo el argumento «verde» se justifica el abandono de los dispositivos


antiguos aún en perfecto estado, para promover la compra de nuevos productos bajo el
argumento de que son menos agresivos al medio ambiente., aunque también promueven un
aumento significativo de residuos que no pueden ser siempre adecuadamente eliminados. Esta
última categoría está altamente relacionada con el greenwashing o lavado de cara «verde»
empresarial.

Obsolescencia programada y producción

La etapa inicial de la obsolescencia programada se desarrolló entre 1920 y 1930, cuando la


producción en masa empieza a forjar un nuevo modelo de mercado en el cual el análisis detallado
de cada sector deviene en el factor fundamental para lograr buen éxito.

La elección de fabricar productos que se vuelvan obsoletos de manera premeditada puede influir
enormemente en la decisión de ciertas empresas acerca de su arquitectura interna de producción.

Así, la compañía ha de ponderar si utilizar componentes tecnológicos más baratos satisface o no la


proyección de vida útil con la que estén interesados en dotar a sus productos. Estas decisiones
forman parte de una disciplina conocida como ingeniería del valor.

Obsolescencia por modas

Existe obsolescencia de otro tipo: la que vuelve obsoleto a un bien de consumo porque ha dejado
de estar de moda. Por ejemplo, los colores, las formas y los materiales de la ropa, que denotan la
temporada de su adquisición. Esta modalidad de obsolescencia se puede aplicar a cualquier bien.

Detección

La decisión de recurrir a la obsolescencia programada no siempre es tan fácil. Se complica aún más
al entrever otros factores, como la constante competencia tecnológica o la sobrecarga de
funciones, que si bien pueden expandir las posibilidades de uso del producto en cuestión también
pueden hacerlo fracasar rotundamente. Otro problema es que al tratar de mantenerse
competitivo dentro del mercado, el productor se ve obligado a reducir la calidad del diseño o
materiales, y aunque esto técnicamente podría ser considerado obsolescencia programada,
también podría ser clasificado como obsolescencia intrínseca al proceso de fabricación10
Por ejemplo, en informática un software no desarrollado todo lo cuidadosamente que se debería
puede provocar obsolescencia del hardware en el cual se ejecuta. Para más información véase
Software inflado.

Desechos y contaminación

Uno de los problemas provocados por esta práctica es la sobreproducción de basura electrónica.

El objetivo de la obsolescencia programada es el lucro económico. Por ello otros objetivos como la
conservación del medio ambiente pasan a un segundo plano de prioridades y se pueden producir
graves daños al mismo.

La falta de una gestión adecuada de los productos manufacturados que se vuelven obsoletos
constituye un foco de contaminación. Es una consecuencia del sistema de producción y económico
contemporáneo, que promueve el consumo creciente. Por ello, la sostenibilidad de este modelo a
largo plazo es discutida. Además, países en vías de desarrollo están siendo usados como vertedero
de todos estos productos inservibles; lo que está generando una considerable contaminación y
destrucción del paisaje en dichos países.

Obsolescencia por sector

Obsolescencia biológica

Compañías como Monsanto propusieron semillas genéticamente alteradas que se vuelven


estériles e inútiles una vez que han dado la primera cosecha, las llamadas semillas Terminator
producidas mediante la tecnología GURT (acrónimo inglés de Grupo de Tecnologías de Restricción
de Uso), encontrando un rechazo por parte de autoridades y agricultores. Por otra parte, las
compañías aseguradoras y de asistencia sanitaria manejan datos sobre los genes de los
trabajadores que sirven para dictar la conveniencia o duración de su contratación laboral y
retirarles a algunos la posibilidad de un seguro de vida,1314 la llamada discriminación genética. La
película Blade runner, basada en una narración de Philip K. Dick, testimonia, trasladándolos al
futuro, algunos casos de esta contravención de la ética y la dignidad humana. La sustitución del
trabajo humano por servomecanismos robóticos volverá, por otra parte, obsoletos a sus creadores
en la llamada Cuarta revolución industrial o robótica (tras la del vapor, la electricidad y la
electrónica): destruirá muchos más puestos de trabajo de los que creará, según el Foro Económico
Mundial de Davos, uno de cuyos estudios prevé la desaparición de más de 5 millones de puestos
de trabajos en los 15 países más industrializados del mundo.

Obsolescencia de medicamentos
La mayoría de los medicamentos contiene componentes químicos cuya vida útil es limitada, sin
embargo, algunos laboratorios reducen la fecha de caducidad de los fármacos que producen con el
fin de obtener mayores ganancias en el negocio de la salud, ocasionando que los pacientes
desechen los medicamentos supuestamente vencidos para adquirir otros nuevos.161718

A pesar de ser cierto que luego de la fecha de caducidad, existen fármacos los cuales podrían
desarrollar algún tipo de degradación del producto en agentes tóxicos y nocivos, la mayoría
realmente solo desarrolla pérdida en la eficacia del medicamento sin perjudicar gravemente la
salud de la persona. Además de esto, la fecha de expiración de todos los fármacos se hace bajo
estudios de estabilidad fisicoquímica aceleradas, es decir, en condiciones desfavorables para la
consistencia del fármaco (alta temperatura, humedad, iluminación) lo cual ayuda a
descontextualizar el tiempo de estudio. The Medical Letter asegura que la mayoría de los fármacos
vendidos retienen su potencia en un 70 %–80 % en los diez primeros años posteriores a su
elaboración.

Por otra parte, la industria farmacéutica prefiere investigar los medicamentos paliativos o que
cronifiquen una enfermedad a los que simplemente la curen. El biólogo molecular y premio Nobel
de fisiología y medicina Richard J. Roberts declaró que «el mejor ejemplo es la Helicobacter pylori.
Barry Marshall y Robin Warren descubrieron que esa bacteria causaba las úlceras, no solo el ácido.
La industria intentó eliminar la investigación. De haber medicamentos que acabasen con las
células cancerígenas por inmunoterapia, serían muy difíciles de comercializar: si detuviera el
cáncer del todo tomándolo dos o tres veces, ¿dónde estaría el dinero?»

Obsolescencia de componentes eléctricos y electrónicos

El procedimiento suele ser el siguiente: uno de los aparatos electrónicos de uso habitual falla.
Cuando el dueño lo lleva a reparar, en el servicio técnico le dicen que resulta más rentable
comprar uno nuevo que arreglarlo.

Ocasionalmente el precio de la mano de obra, las piezas estropeadas y el montaje suelen costar un
poco más que adquirir uno nuevo. Por ello normalmente el usuario suele desechar el producto
averiado y comprar uno nuevo. Esto ocurre en algunos componentes digitales de la computadora
tales como la impresora, las unidades de disco óptico, los monitores LCD o LED, la tarjeta madre o
el mismo microprocesador. Afortunadamente no ocurre así con los monitores CRT, parlantes,
equipos de audio y vídeo como el reproductor de DVD, televisores, videograbadoras,
videocámaras, radios, radiograbadoras, amplificadores, tocadiscos, equipos de sonido hi-fi,
minicomponentes, todos ellos son reparables.
El problema se basa en la gran cantidad de residuos que se originan actualmente al realizarse este
fenómeno una y otra vez, cada día, en todo el mundo. En el orbe hay más de 7 000 000 000 de
habitantes, y el número continúa creciendo: hay un aumento poblacional de 210 000 personas por
día. La generación diaria promedio de basura «per cápita» es de 1 kg: alrededor del mundo, en tan
sólo un día se generan 7 000 000 000 kg de desechos.

Una vasta cantidad de éstos no son biodegradables, y el tiempo que transcurre hasta que se
considere que ha ocurrido la descomposición, al menos parcial, puede ser muy prolongado.
Además, muchas veces los residuos son altamente contaminantes. Esto incide negativamente
tanto en la integridad del entorno como en la salud de sus habitantes.

Los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) contienen materiales recuperables, que
evitan la explotación de nuevos recursos naturales, y otros que pueden ser inficionantes, de modo
que si no se les trata adecuadamente pueden resultar dañinos para el medio ambiente. Tales
elementos electrónicos contienen materiales tan contaminantes como el plástico, el polipropileno
(PP), las baterías de plomo, etc. El plástico es el material más lento para degradarse: de 100 a 1000
años. Al aire libre pierde tonicidad, se fragmenta y se dispersa. Sin embargo, enterrado dura más.
La mayoría está hecho de tereftalato de polietileno (PET): los microorganismos carecen de medios
para atacarlos. El polipropileno tarda 1000 años en descomponerse, contamina menos que el
poliestireno (PS) pero también tarda. Aun así, el plástico queda reducido a moléculas sintéticas,
invisibles pero omnipresentes.

Una de las partes muy preocupantes es la relativa a baterías (o acumuladores) de plomo, invento
que remonta a 1889. Debido a su elevado contenido de plomo implica grave peligro para el ser
humano y para el ambiente. Respirar polvo o emanaciones de vapor de este metal puede provocar
graves perturbaciones para la salud, incluida la muerte, además de perjudicar el entorno, advierte
el PNUMA (Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente).

Según los cálculos de este organismo internacional, de los 2,5 millones de toneladas de plomo que
se generan anualmente en todo el mundo, tres cuartas partes sirven para la fabricación de
baterías que se utilizan en automóviles, teléfonos y computadoras portátiles o en las industrias.

En respuesta, hoy en día muchos empleados del servicio técnico son capacitados para reparar los
electrónicos digitales de hoy en día, adquiriendo incluso habilidades para lidiar con los circuitos
antes reservadas a ingenieros. Otras enseñanzas incluyen el salto de las limitaciones impuestas por
los fabricantes (como resetear el número máximo de impresiones), soluciones a errores de diseño
e improvisación. Todo esto se resume en el concepto hindú jugad que implica reparar algo sin
importar su complejidad.
Obsolescencia de software

La obsolescencia programada en el software se inicia desde el momento en que el fabricante


impulsa a los consumidores a renovar / actualizar su versión de los programas informáticos porque
no continuará con sus actualizaciones y el respectivo soporte técnico (renovación de los
controladores de impresora, compatibilidad con otros programas, soluciones a problemas
imprevistos, parches de seguridad, actualización de la defensa contra el malware, reconocimiento
de aplicaciones nuevas, etc.). De esa manera se comprará dos o más veces el mismo producto,
añadiendo plusvalía al fabricante.

Un software que no goce de actualizaciones periódicas sufrirá eventualmente de obsolescencia


debido a que se queda atrás en comparación a la tecnología digital al dejarse de desarrollar
aplicaciones para el programa. Muchas veces estos programas informáticos discontinuados son
llamados abandonware porque sus programadores «estancan» a propósito sus propios software
con el fin de motivar al consumidor a comprar la nueva versión ya que, aunque los nuevos
programas que introducen podrán leer el contenido de las versiones anteriores, una versión
antigua no podrá leer los archivos del nuevo sistema.20 Ejemplo de esto fue la discontinuación del
sistema operativo Windows XP por parte de Microsoft lo cual deja en el camino a la obsolescencia
al sistema operativo ya que como comunica Microsoft, de seguir utilizando Windows XP se podrían
presentar vulnerabilidades en la seguridad del equipo ante amenazas como lo son los virus21 a
pesar de que en ese entonces, el 30 % de las PC en el mundo todavía seguía usándolo y el
programa sustitutivo no aportaba nada realmente sustancial. Aun así, todavía se usa en
dispositivos como cajeros automáticos y dispositivos médicos. Y varios desarrolladores de muchas
de las aplicaciones y dispositivos más populares todavía le dan soporte.

Obsolescencia alimentaria

Es frecuente encontrarse en los alimentos envasados, en vez de la fecha de caducidad, una «fecha
de consumo preferente». Y es porque los alimentos siguen conservando al correr del tiempo la
mayoría o la integridad de sus virtudes nutritivas y sanitarias, pero no su apariencia, textura,
aroma o color. Sin embargo, esto basta para que los alimentos se desechen y se compren otros. El
economista de la teoría del decrecimiento Serge Latouche señala que es también una estrategia
de obsolescencia programada frecuente en el consumo de lácteos y yogures, pero también en el
de cualquier otro alimento envasado. El uso de conservantes, colorantes y otros excipientes de
ciclo corto en el envasado también posee esta función.22 Toneladas de comida acaban en la
basura a causa de pésimas pautas de calidad, cánones estéticos demasiado estrictos o malos
hábitos y planificación.

Ventajas y desventajas
Las estimaciones de obsolescencia programada pueden influir en las decisiones de una empresa
sobre la ingeniería de producto. Por lo tanto, la empresa puede utilizar los componentes menos
costosos que satisfagan las proyecciones de todo el ciclo de vida del producto.

Además, para las industrias, la obsolescencia programada estimula la demanda mediante el


incentivo a los compradores para trabajar bajo presión y así comprar en un periodo anterior si
todavía quieren un producto que funcione. Estos productos se pueden comprar al mismo
fabricante (una pieza de recambio o un modelo nuevo), o a un competidor que también dependa
de la obsolescencia programada. Especialmente en los países desarrollados (donde muchas
industrias ya se enfrentan a un mercado saturado), esta técnica es a menudo necesaria para que
los productores mantengan su nivel de ingresos.

Mientras la obsolescencia programada es atractiva para los productores, también puede hacer un
daño significativo a la sociedad en forma de externalidades negativas. Continuamente
sustituyendo, en lugar de reparar los productos, estos crean más residuos y contaminación,
explotan más recursos naturales y se traducen en un mayor gasto en el consumo. La obsolescencia
programada puede entonces tener un impacto negativo sobre el medio ambiente en su conjunto.
Incluso cuando la obsolescencia programada podría ayudar a salvar a los escasos recursos por
unidad producida, tiende a aumentar la producción total, ya que, debido a la ley de oferta y
demanda, disminuye en el costo y el precio finalmente se traducirá en aumentos de demanda y
consumo. Sin embargo, los impactos ambientales negativos de la obsolescencia programada
dependen también del proceso de producción. También existe la posible reacción de los
consumidores que se enteran de que el fabricante ha invertido dinero para hacer el producto
obsoleto más rápido; estos consumidores podrían recurrir a un productor (si es que existe) que
ofrezca una alternativa más duradera.

La obsolescencia programada también puede ofrecer ventajas a los consumidores: Los primeros
beneficiados serían los mismos trabajadores de las industrias dado que ello les permite un trabajo
estable, lo que conlleva que puedan desarrollar un consumo planificado durante la vida, que
repercutirá en una mayor calidad de vida. Además, permitirá que se transforme en un aumento
del consumo, lo que, a su vez, supone un mayor beneficio para todas las industrias, y, por ende, en
el producto interior bruto del país. Estamos hablando, por tanto, de un círculo vicioso del
consumo, con un crecimiento exponencial del mismo.

Así mismo, otra ventaja para todos, incluidos los consumidores, es que las empresas para poder
mantener una continua y constante evolución de sus ventas, precisarán invertir en investigación y
desarrollo de nuevos productos, los cuales mejorarán y sustituirán a los anteriores, lo que se
transformará en una mejora de calidad, siempre y cuando también sus componentes sean de
calidad. El mejor ejemplo se visualiza en el estratosférico avance tecnológico que se ha vivido en
las dos últimas décadas, donde se han sucedido multitud de sustituciones de diferentes productos,
que mejoraban enormemente a sus inmediatos predecesores.

Teóricamente el mercado, mediante la libre competencia, deberá producir los bienes de la más
alta calidad para el consumidor al menor costo posible en el largo plazo. Sin embargo, existe una
contradicción intrínseca en este concepto, puesto que el mercado requiere que el productor, con
el fin de mantenerse competitivo, disminuya sus costos en todas las fases del proceso de
producción (costo-eficiencia). Esto usualmente se traduce en el pago de salarios mínimos,
tercerización, pero también en el uso de materiales de menor calidad, y diseño inferior. A esto se
le puede denominar obsolescencia intrínseca.

El segundo problema es que ningún producto puede permitirse una vida útil mayor a la necesaria
para mantener el ciclo de consumo. Debido a ello se planifica la «caducidad», falla o daño de un
producto después de un periodo específico, esto es obsolescencia planificada o programada
propiamente dicha.

Cuando se quieren imponer sanciones mediante legislación a la obsolescencia planificada, la


estrategia adoptada por las empresas es enmascararla dentro de lo que hemos denominado
obsolescencia intrínseca, suprimiendo o ignorando nuevas tecnologías que podrían suponer un
producto más duradero, sostenible o amigable con el ambiente.

Los productos digitales son los objetos en los que la obsolescencia programada se evidencia con
mayor magnitud [cita requerida]. Casi todos los componentes digitales de computadoras, en lugar
de ser duraderos y reparables, son descartables Sin embargo, la raíz del problema sigue estando
en la industria misma: los reparadores encuentran dificultades como unidades selladas imposibles
de desarmar y rearmar, unidades fabricadas siguiendo un proceso automatizado que, al
reproducirlo manualmente con fines de reparación, generan un costo de mano de obra mayor que
el costo del producto nuevo, o bien, directamente la imposibilidad de conseguir repuestos, ya sea
porque nunca han salido a la venta como tales o porque dejaron de fabricarse según el calendario
de obsolescencia programada que siguió la unidad.

Controversias sobre la fuente de información que apoyan la tesis de la obsolescencia programada

Se critica, por parte de los que cuestionan la tesis de la obsolescencia programada, la


manipulación de aquella información que probaría los supuestos del fenómeno. En efecto, se
señala como uno de los ejemplos la famosa bombilla de Livermore, que lleva más de un siglo
encendida, y que fue objeto de un documental llamado “The light bulb conspiracy”. En este
documental, se argumenta que la existencia de esta bombilla, más otros antecedentes, probaría
que existe la intención del mercado de crear productos que se desechen más rápido que lo
normal. Los críticos señalan que el trabajo oculta hechos como que la bombilla en cuestión tiene
un filamento de carbono 10 veces más grueso, que está sometido a una intensidad de 4 vatios (en
vez de los 40 y más de las bombillas normales) y que por no haberse cortado su energía más de
tres veces no se somete al estrés del encendido y apagado frecuente.

Por otro lado, critican que se falsee información sobre la controversia "United States v. General
Electric Co.". En efecto, se suele citarse como ejemplo de acuerdo entre empresas de luz para
producir bombillas de menor calidad, cuando en realidad se trataba de patentes de invención.
Asimismo, se obvia que desde 1890 se castiga en EE.UU. la colusión y cualquier otro atentado a la
libre competencia.

También se cita, por parte de los teóricos de la conspiración, el acuerdo “Phoebus SA Compagnie
Industrielle pour le Desarrollo de L’Eclairage” , celebrado por Osram, Phillips y General Electric en
1925. En realidad, se trata de un pacto ante el avance de productos extranjeros que eran más
baratos y de peor calidad. En éste y otros casos, se señala por los críticos que en general la
industria ha debido luchar para aumentar la calidad de sus productos frente a la continua
demanda que a veces supera las expectativas de la industria y que, sin quererlo, genera un efecto
de obsolescencia.

Formas de lucha contra la obsolescencia programada

Una de las formas de obstaculizarla es mediante la creación de sellos de garantía de productos sin
obsolescencia programada, como el sello ISSOP (Innovación Sostenible Sin Obsolescencia
Programada), creado por la Fundación FENISS (Fundación Energía e Innovación Sostenible Sin
Obsolescencia Programada)25 que cumplen los productos con estos requisitos:

1. Priorizar la compra de productos y la contratación de servicios que sean respetuosos con el


medio ambiente, fabricados sin obsolescencia programada, y si es fabricante de algún producto,
fabricarlo sin obsolescencia programada. Utilizando preferiblemente producto local y el Comercio
Justo.

2. Contribuir a la mejora energética y a la disminución de emisiones, con el objeto de reducir las


huellas de carbono y ecológica corporativa.

3. Realizar la correcta gestión de residuos.

4. Promover la cultura del consumo social y ambientalmente responsable.

5. Apostar por una responsabilidad ambiental y la preservación del Medio Ambiente local.

6. Facilitar el acceso a la formación ambiental y de integración social.

7. Evitar hacer uso de una publicidad engañosa o ambiental y socialmente irresponsable.


8. Promover la igualdad e integración social.

9. Facilitar la conciliación laboral, familiar y personal.

10. Promover y difundir los compromisos adoptados hacia un modelo de gestión más sostenible y
responsable. Incluir en sus contratos con terceros cláusulas que impidan la corrupción.

Qué es el impacto ambiental positivo

Por el contrario, las actividades que tienen un impacto ambiental positivo son aquellas que
benefician al medio ambiente o aquellas cuyo objetivo es corregir los efectos negativos de las
actividades humanas. Al igual que en el caso anterior los impactos positivos pueden ser
temporales o persistentes y reversibles o irreversibles.

Ejemplos de impacto ambiental positivo

Reforestación

Los incendios, la sequía o la deforestación provocan la pérdida de productividad del suelo y de


biodiversidad como hemos visto antes. Por tanto, el proceso contrario, es decir, volver a plantar
vegetales es algo positivo; aumenta la biodiversidad, la productividad del suelo, genera biomasa y
permite la asimilación de la energía solar, capta CO2 y proporciona oxígeno a la atmósfera, que
contribuye a disminuir el efecto invernadero. Además, esta técnica es más útil si para la
reforestación se emplean especies autóctonas o aquellas que había antes de su desaparición para
así recuperar el ecosistema anterior y su funcionalidad.

Riego eficiente

El agua es un elemento vital para los seres vivos pero su disponibilidad es limitada y no está
homogéneamente distribuida. Es especialmente importante en zonas afectadas frecuentemente
por sequías. Establecer sistemas de riego regulables como el goteo permite mejorar la
productividad de los cultivos y de los suelos secos, y a la vez, ahorrar agua.

Tratamiento de las aguas residuales

Como ya hemos dicho el agua es un bien importante. Los humanos hacemos numerosos usos del
agua mediante los cuales ésta sufre cambios en su composición; adición de químicos y materia
orgánica, proliferación de organismos patógenos, cambios en los parámetros fisicoquímicos
(temperatura, pH, sales disueltas, oxígeno disuelto, etcétera). De ser devuelta a la naturaleza en
ese estado causaría numerosos desastres ecológicos. La depuración de las aguas tiene un impacto
positivo en el medio ambiente, pues el proceso consiste en devolverle la calidad que tenía antes
de su uso.

Reciclaje
La cantidad de residuos que generamos los humanos es muy elevada y diversa. Además, todos los
residuos no se degradan de la misma manera y hay unos que persisten más en el medio que otros.
Un impacto positivo en el medio es separar estos residuos en función de su composición, toxicidad
y duración para poder eliminarlos o reutilizarlos y evitar que lleguen al medio ambiente y causen
un impacto negativo.

Uso de energías renovables

Las energías renovables o limpias podrían incluirse en este apartado porque, aunque sí tienen un
cierto impacto en el medio (impacto visual, impacto por la instalación, etcétera) es muy inferior al
que tienen las energías no renovables (nuclear, petróleo). Se llaman energías limpias porque no
generan residuos y su mantenimiento es mínimo. Son energías renovables la energía solar, eólica,
hidráulica y geotérmica entre otras.

Impacto Ambiental Positivo cuando una acción o actividad produce una alteración favorable en el
medio o en alguno de los componentes del medio. Esta acción puede ser un proyecto de
ingeniería, un programa, un plan, una ley o una disposición administrativa con implicaciones
ambientales. Es la diferencia entre la situación del medio ambiente futuro modificado, tal y como
se manifestaría como consecuencia de la realización del proyecto, y la situación del medio
ambiente futuro tal como habría evolucionado normalmente sin tal actuación; es decir, lo que se
registra es la alteración neta positiva tanto en la calidad del medio ambiente como en la calidad de
vida del ser humano.

Impacto Ambiental Positivo es aquel que evita la pérdida de la vegetación y disminución de


biodiversidad, la extinción de especies de flora y fauna, los cambios climáticos y la escasez de
recursos vitales como el agua.

Hoy en día sabemos que los impactos ambientales se pueden prevenir, evitar, mitigar y
compensar, al ser debidamente considerados en los nuevos proyectos de desarrollo que
garantizan la conservación y el uso sustentable de los recursos naturales.

Impactos positivos: Son aquéllos que implican un mejoramiento de las condiciones de


sustentabilidad y/o subsistencia de un ecosistema o de sus componentes.

Algunos ejemplos de impactos positivos

Mejoramiento de la calidad de vida por la instalación de un emprendimiento relacionado con


servicios a la comunidad (Un polideportivo, un hospital, una escuela)

Mejoramiento de las comunicaciones por la instalación de una autopista


Mejoramiento de la calidad de aire a causa de algún proceso de reforestación

Mejoramiento del Turismo y de servicios asociados a causa de la restauración de edificios


históricos.

Mejoramiento de la calidad del agua por el saneamiento de cursos hídricos contaminados

Mejoramiento de la calidad de vida por la instalación de obras de infraestructura, como por


ejemplo red de agua.

Mejoramiento de la calidad del suelo y napas por instalación de cloacas con tratamiento con la
consiguiente eliminación de pozos ciego

¿Cuáles son los lugares más contaminados del mundo?

Los 10 lugares más contaminados del mundo por diferentes razones

Kabwe, Zambia.

Kalimantan, Indonesia. ...

Río Matanza Riachuelo. ...

Delta del río Níger. ...

Norilsk, Rusia. ...

Agbogbloshie, Ghana. ...

Linfen, China. ...

Chernobyl, Ucrania. El desastre nuclear acontecido en Chernobyl causó que la ciudad se volviera
peligrosa, y la zona que rodea la planta, inhabitable. ...

Más elementos…

Chernobyl, Ucrania
El desastre nuclear acontecido en Chernobyl causó que la ciudad se volviera peligrosa, y la zona
que rodea la planta, inhabitable. Las personas y los animales están sufriendo problemas de salud y
probablemente siga ocurriendo por un buen tiempo.

Linfen, China

La ciudad está repleta de minas de carbón legales e ilegales, que dejan el aire contaminado. Es una
de las ciudades más contaminadas del mundo, donde puedes ver el carbón depositarse sobre la
ropa en cuestión de minutos.

Agbogbloshie, Ghana

En ese sitio hay muchos basureros donde van a parar equipos electrónicos y llantas que otras
personas no quieren más. Los pobladores queman estas cosas para obtener ganancias, lo que
libera sustancias tóxicas en el aire.

Norilsk, Rusia

Cada año se liberan miles de kilogramos de cobre y níquel y millones de dióxido de sulfuro en el
aire de Norilsk. Es una de las ciudades más afectadas por las industrias.

Delta del río Niger

La extracción de petróleo sin debidos controles ha llevado a que mucha cantidad de esta sustancia
caiga al agua, contaminando la zona.

Río Matanza Riachuelo

Es uno de los tres ríos más contaminados del mundo, con numerosos desechos industriales tirados
al agua. Sobre todo, provienen de las curtiembres y contienen grandes cantidades de metales
como zinc, plomo, cobre y níquel.

. Kalimantan, Indonesia

Los mineros del oro en Kalimantan están expuestos a grandes cantidades de mercurio. Este
material es usado para la extracción, y no solo afecta a los trabajadores sino el Kabwe, Zambia

Kabwe es un sitio conocido por sus depósitos de plomo y la industria minera, pero esto mismo ha
llevado a problemas de salud. La cantidad de plomo en la sangre excede de 5 a 10 veces la
recomendada por los médicos.

. Hazaribagh, Bangladesh

Bangladesh tiene 270 curtiembres registradas, y 95% de ellas están en Hazaribagh. Algunos
químicos perjudiciales son vertidos en el agua, por donde llegan a la población.

Dzerzhinsk, Rusia

Esta ciudad tiene el Récord Guinness por ser la más contaminada con químicos en el mundo. Fue
durante mucho tiempo el lugar donde se fabricaban las armas nucleares, y entre 1930 y 1998,
millones de toneladas de desperdicios químicos fueron almacenados de forma inapropiada.
El Lago Karachay, Rusia

Calificado como el lugar más contaminado del planeta, este lago recibe los deshechos de una
central nuclear de producción de armas que vierte 120 millones de curies de radioactividad. La
radiación en este lugar es podría matar a alguien en tan sólo una hora de estar expuesto. Sin
embargo, lo más preocupantes es que la radiación se filtra gradualmente en el subsuelo
impregnando corrientes subterráneas que propagan la toxicidad.

Linfen

Linfen es considerada la ciudad más contaminada del planeta. Situada en el corredor industrial de
procesamiento de carbón, en China, la contaminación que resulta de las emisiones industriales y
de los millones de automóviles impregnan el paisaje con un tinte apocalíptico. Algunos dicen que
pasar un día, al aire libre, en esta ciudad equivale a fumar cincuenta cigarrillos. Y es de fama que
no puedes colgar a secar tu ropa en espacios abiertos ya que esta quedará más sucia que antes de
haberla metido a la máquina de lavar.

) La Isla de Basura

Ubicada en el Océano Pacífico, cerca de Hawái, este lugar conocido también como el “vórtice de la
basura”, ocupa una extensión de 692,000 km/2, superando así el tamaño de países como Francia o
España. Esta isla emerge como un masivo monumento a la suciedad del ser humano, y se debe a
que millones de restos de plástico y basura se concentran en una misma zona debido a un
movimiento circular de las corrientes ecuatoriales que gira en dirección de las manecillas del reloj.

El Río Citrarum, Indonesia

Situado al Oeste de Java, este río es conocido como el más sucio y contaminado del mundo. Más
de cinco millones de personas viven en los alrededores y penosamente dependen de sus aguas
para sobrevivir.

Dzerzhinsk, Rusia

El Libro de los Récord Guinness reconoció a Dzerzhinsk como la ciudad con mayor contaminación
química en el mundo. En 2003 su tasa de mortalidad excedía en un 260% a la de natalidad. Entre
1930 y 1998, más de 300 mil toneladas de desechos químicos fueron depositados en los
alrededores de esta condenada urbe.

La Oroya, en Perú
Este pueblo minero situado en los Andes peruanos debe sus denigrantes niveles de contaminación
a la presencia de minas y plantas de procesamiento de plomo que son propiedad de empresarios
estadounidenses desde 1922. En La oroya, en 99% de los niños que habitan aquí, poseen niveles
de toxicidad que exceden los límites calificados como saludables.

Chernobyl

A diferencia del resto de los lugares más contaminados, Chernobyl debe su mérito a los altos
niveles de radioactividad que dominan el ambiente gracias a la famosa explosión de una planta
nuclear en 1986. Alguna vez este pueblo alojó a más de catorce mil habitantes y hoy no es más
que un pueblo fantasma ya que las condiciones de vida son insostenibles.

Kabwe, Zambia

Tras décadas de extracción y procesamiento de cadmio y plomo en las minas de la región,


toneladas de estos materiales cubren las colinas que rodean a los pequeños poblados de la zona.
La población infantil de Kabwe muestra entre cinco y diez veces más plomo en la sangre que lo
que está permitido por la Environmental Protection Agency de Estados Unidos. La tierra esta tan
contaminada que ninguna planta crece alrededor de estas colinas.

El Riachuelo, Argentina

La cuenca de este río que se origina en la Provincia de Buenos Aires recibe deshechos a través de
numerosos ductos clandestinos. El entono esta compuesto por más de 3,500 fábricas que operan a
sus alrededores, trece barrios bajos, y 42 depósitos de basura al aire libre.

La órbita terrestre

Aunque este lugar no está propiamente al interior de nuestro planeta, podríamos contemplarla
como una extensión del mismo frente a la cual repercutimos directamente, y así hacerla acreedora
a una mención especial del jurado de Ecósfera. Más de dos millones de toneladas de desechos
residuales, entre ellos restos metálicos de satélites, carbón, e incluso “cadáveres” completos de
naves espaciales se encuentran flotando alrededor de la Tierra, como una especie de patético sello
distintivo e icónico mensaje que emitimos al resto del universo.

LOS 10 PAÍSES MÁS CONTAMINANTES DEL MUNDO

Estos son los 10 países más contaminantes: China, Brasil o Estados Unidos están en la lista, según
un estudio del MSN canal verde, que publica datos de los 10 países que más contaminan. En otro
artículo vimos los siete ríos más contaminados del mundo, como el río Jian en China o el Tietê en
Brasil. Hoy hablamos de los 10 países más contaminantes del mundo.
10 países más contaminantes del mundo

10 países más contaminantes

¿Qué países emiten más CO2 a la atmósfera o tienen mayor contaminación en sus hábitat? Un
estudio del MSN canal verde publica un informe con los 10 países más contaminantes del mundo.
Te decimos y te contamos cuales son.

Los 10 países más contaminantes

China

China es el país más poblado del mundo con mil trescientos millones de habitantes, en los últimos
años ha experimentado una gran expansión, pero todavía sigue siendo un país en vías de
desarrollo. Esto se explica porque no todo son las grandes ciudades de China como Peín o Shangai.
Hay muchas desigualdades en China y hay más de ochenta millones de personas que viven bajo el
umbral de la pobreza en condiciones muy precarias. Este rápido desarrollo ha favorecido que no
se hayan cuidado aspectos fundamentales, como es el desarrollo sostenible.

10 países más contaminantes

Un crecimiento económico sostenible se refiere a que una actividad (por ejemplo, la producción
industrial), puede funcionar en si misma satisfaciendo necesidades sin comprometer los recursos
para generaciones futuras. Algo sustentable puede continuar en el tiempo sin dañar al medio
ambiente ni a las personas.

En China este tema, el desarrollo sostenible es alarmante, se ha crecido tanto y tan deprisa que no
se ha tenido en cuenta en absoluto al medio ambiente ni a las personas. China está entre los
países que más contamina del mundo, solo ver la imagen de algunos de los ríos de China da que
pensar, un país que produce a consta (de lo que sea, incluso el ecosistema) es evidente está aún
en vías de desarrollo.
10 países más contaminantes

En este país el 70% de sus playas están contaminadas. La contaminación ambiental en China es tal
que se puede contemplar desde el espacio. De hecho la NASA registró imágenes donde se puede
apreciar esta polución. China está tan cubierta por humos que esto ya afecta a la población
agravando los problemas respiratorios.

La Organización Mundial de la salud considera aceptables una concentración de 25 microgramos


como nivel máximo de polución, sin embargo en algunas zonas de Pekín se registraron hasta 993
microgramos.

Brasil

La deforestación del Amazonas, la caza furtiva, la contaminación del suelo y el agua son problemas
preocupantes en Brasil. El río Tietê en Brasil es uno de los más contaminados de América del Sur.
Este río ha sido y sigue siendo pieza clave para el desarrollo industrial que ha experimentado Brasil
desde 1940.No solo es una vía de transporte durante unos 700 kilómetros, también proporciona
energía hidroeléctrica.

10 países más contaminantes

Desgraciadamente al igual que en China esta rápida expansión se ha hecho a expensas de


descuidar el medio ambiente. A bastantes kilómetros de la capital San Paulo se pueden ver
flotando sobre el río Tietê los bloques de espuma tóxica.

La espuma tóxica surge como consecuencia de la convergencia de aguas residuales, industriales y


las impregnadas de sustancias químicas por las empresas farmacéuticas. El vertido irresponsable
de todas estas aguas contaminadas en lugares como ríos y lagos, acaban por provocar esta
horrible reacción de la naturaleza, pues la toxicidad de esta espuma no se traduce tan solo en el
hedor desprendido de las aguas, sino también en la corrosión que deja a su paso. Si esta espuma
toca la pintura de un coche, se la llevará. Ni qué decir tiene que los efectos corrosivos en la piel
bien podrían compararse con los de productos higiénicos para los que se recomienda manipular
con protección.
Las zonas de cultivo que toman el regadío de esta agua del río contaminado no tienen más opción
que descartar las cosechas logradas tras meses de trabajo, pues el alimento obtenido es
considerado no apto para el consumo humano. Lógico, ¿no es cierto?

Imagina que esto lo encuentras en tu ciudad, en esos ríos que, dadas las consecuencias que esta
espuma acarrea o la peligrosidad del contacto, desearías que estuvieran secos por no empeorar la
situación. ¿Por qué estos países no se responsabilizan de sus continuas agresiones al
medioambiente? Cuando el planeta reacciona, es que el ser humano está haciendo algo mal, muy
mal.

El uso de fertilizantes y las emisiones de CO2 le otorgan el primer lugar, en relación a la


contaminación del agua está en segundo lugar. Tercer puesto en la sobre explotación de la pesca y
cuarto lugar en especies amenazadas. Desde luego queda claro una cosa, si se sitúa a la cabeza de
varias listas preocupantes, por algo será. ¿Acaso no ven que esta falta de responsabilidad
medioambiental, e incluso social, tiene consecuencias horribles para todos?

Estados Unidos

A la vanguardia en tecnología y sin embargo está en el segundo puesto en emisiones de CO2 y en


el uso de fertilizantes. También está en un segundo puesto en relación a la contaminación del agua
y especies en peligro. Los Ángeles y Bakersfield en California registran las tasas más altas en
contaminación ambiental.

los-diez-países-mas-contaminantes-del-mundo-petrolífera

¿A qué es debido todo esto? A los negocios que a ningún gobierno le interesa romper: relaciones
con petrolíferas que todo el poder otorgan en el mundo económico, y es que, al frenar la
posibilidad del desarrollo de nuevas fuentes de energía, se mantiene la estabilidad de estas
grandes empresas que tantos millones mueven casi a diario.

Todas las guerras, civiles o internacionales, surgen por cuestiones de poder, por ese tiro y afloja,
por esa necesidad de controlar el terreno de el de al lado, y una vez conseguido, un poquito más
allá. Porque una vez alcanzado esto, ¿qué puede frenarte? Un gran número de guerras se han
librado además por cuestiones del petróleo, porque quien tiene la fuente, tiene el producto que
maneja el mundo entero. Y es que a ninguno de ellos les interesa que surjan alternativas a este
producto por el que tanto han luchado, ya que, si se devaluara, ¿quién adquiriría el nuevo mando
de poder? De nuevo, aquel que posea la clave para el nuevo avance de fuentes responsables.

Te preguntarás: si los paneles solares general electricidad con tan solo colocar esta pieza en
nuestros tejados, ¿por qué no se recurre a ellos y todo dicho? ¿Por qué no se usa la energía que
desprende el Sol a cada minuto del día antes de ocultarse? Porque nadie puede controlar el Sol. El
día que alguien domine la entrada de los rayos solares, desde luego, todos tendremos paneles
solares en nuestras casas por ley, no por voluntad. Y se nos cobraría por ello, aunque hoy en día
nada nos impida acceder a él.

los-diez-países-mas-contaminantes-del-mundo-sol

Indonesia

Indonesia es uno de los países más contaminantes del mundo. La destrucción de sus bosques y
turboteras es la principal fuente de contaminación. En menos de 50 años se ha llegado al 40% de
desforestación. Indonesia emite unas 10 toneladas de CO2 por persona y año, una tasa similar a
los países europeos. Entre el 2000 y el 2006 se perdieron un millón cien mil hectáreas de bosques.

10 países más contaminantes

Japón

Las emisiones de CO2, junto a la polución del agua y la caza indiscriminada de ballenas en todo el
mundo hacen que Japón esté incluido en esta lista. La tragedia del terremoto de Japón del 2011
afectó a la central nuclear de Fukushima.

países más contaminantes

Los niveles de radiactividad se incrementaron en sus instalaciones. Los expertos observan como un
tercio de los suelos de Japón han sido contaminados por Cesio-137. Esto hecho hará que muchas
zonas de Japón no sean aptas para el ser humano durante décadas tal como pasó en Chernóbil.

India

En contaminación del suelo y uso de fertilizantes la India está también segundo en la lista. Según la
OMS es una de las peores en relación a la contaminación ambiental.

países más contaminantes


México

El nivel de contaminación ambiental en México es conocido desde hace años. La Organización


Mundial de la Salud público un informe en 1992 destacando que México DF era una de las grandes
ciudades más contaminadas del mundo. 4.000 muertes anuales están relacionadas con la
contaminación además este factor empeora más de 110 casos hospitalarios de distintas
enfermedades.

países más contaminantes

10 países más contaminantes del mundo 3

Rusia

Rusia debido a sus políticas en el pasado no tuvo en cuenta el medio ambiente sino más bien solo
su desarrollo e industrialización. Como resultado el 40% de su territorio tienen problemas de
contaminación, como desforestación, residuos nucleares.

países más contaminantes

La contaminación del agua es un grave problema en Rusia ya que cerca del 75% de sus aguas
superficiales están contaminadas. Esto ha causado numerosos problemas de salud. Instalaciones
obsoletas e ineficaces para el tratamiento del agua y falta de financiación para renovarlas han
provocado una alarmante contaminación del agua.

Enfermedades como el cólera se han trasmitido por el agua como la epidemia de 1995 que se
extendió por el rio Moskva.

Australia

Contribuye al 1,5% de emisión global de gases efecto invernadero. Aunque el nivel es menor que
otros países como Rusia o Estados Unidos sigue siendo una de los principales países
contaminantes del planeta. En relación a los fertilizantes y la desforestación Australia también es
uno de los países más dañados.
países más contaminantes

Perú

El problema de la contaminación ambiental en Perú es creciente, especialmente en ciudades con


alta actividad minera e industrial. Los niveles de plomo están por encima de los permisibles. Altos
niveles de plomo, mercurio o arsénico por ejemplo son peligrosos ya que se pueden ir depositando
en sangre y provocar enfermedades.

10 países más contaminantes del mundo

El comercio ilegal de animales exóticos es conocido en Perú, además de la sobrepesca y especies


en vías de extinción.
india

Matanza – Riachuelo. Argentina

Este río recorre 14 municipios argentinos a lo largo de sus 60 kilómetros. Existen unas 15.000
industrias, la mayoría químicas, que vierten sus residuos en él.

Estimado que el 60% de la población de 22.000 persona vive en condiciones inhumanas debido a
la alta contaminación por zinc, plomo, cobre, níquel y cromo detectados en el agua (tanto del río
como de la mayoría de los pozos).

Hazaribagh. Bangladesh

Hay 270 curtiderías registradas en Bangladesh, de las que el 90% se encuentran en Hazaribagh.

Emplea a unas 12.000 personas y utilizando métodos anticuados que no controlan los residuos,
acaban tirando en el río unos 22.000 litros de sustancias tóxicas al día, entre ellos el reconocido
cancerígeno cromo hexavalente. También se registran muchos casos de problemas respiratorios
debido a la exposición a a gentes químicos.

Agbogbloshie. Ghana

Esta ciudad alberga el considerado mayor vertedero de RAEE´s del mundo (residuos de aparatos
eléctricos y electrónicos).
Atravesado por el río Densu, se estima que en la zona viven unas 40.000 personas. Más de 200.000
toneladas llegan al país como residuos de Europa y Norteamérica.

Debido a la falta de regulaciones en materia medioambiental y la necesidad por parte de la


población de buscar metales para su venta, en la zona se encuentran niveles de contaminación por
plomo, berilio, cadmio o mercurio muy elevados; por ejemplo, el plomo se encuentra en unas
cantidades de 18.000 ppm (partes por millón) cuando lo recomendado por la USEPA (Agencia de
control de Medio Ambiente de Estados Unidos) es de 400.

Citarum. Indonesia

Este río indonesio abarca una superficie de aproximadamente 13.000 kilómetros cuadrados y
entra en contacto con unos 9.000.000 de habitantes.

De gran importancia en el país como medio de transporte, manantial y regadío (cerca del 5% de
las cosechas del país)

Provee de agua a más de 2.000 industrias y es usado como salida de residuos. Actualmente es
considerado el río más contaminado del planeta.
Se han documentado concentraciones de 97 pp, de aluminio, 194 pp de hierro y 195 ppm de
manganedia, cuando la media muncial se encuentra en 32, 66 y 34 ppm respectivamente.

Como buena noticia, el país ha pedido un préstamo de 500 millones de dólares para la
rehabilitación del río.

Kalimantan. Indonesia

Con este nombre se conoce parte de la isla de Borneo que está bajo soberanía indonesia.

Una de las principales actividades son las minas de oro, que emplean a cerca de 43.000 personas.
El método para extraer el oro es el empleo de mercurio.

Utilizando y liberando más de 1.000 toneladas de mercurio al año, representa el 30% de todas las
emisiones de este metal por el hombre. Estos vapores recorren largas distancias y se concentran
en las fuentes de agua próximas, constituyendo un grave riesgo para la salud humana y para los
ecosistemas (los niveles encontrados superan los límites establecidos).

Delta del río Níger. Nigeria

El delta de este río ocupa unos 70.000 kilómetros cuadrados y su extensión equivale a un 8% de
Nigeria.
Se encuentra altamente contaminado por petróleo e hidrocarburos debido a que es la región del
planeta con más operaciones de petróleo registradas desde 1950.

Con 7.000 incidentes registrados desde 1976, se extraen cada día 2 millones de barriles de crudo,
con unos vertidos de unos 240.000 barriles al año debido a fallo mecánicos o humanos.

Los derrames afectan al agua, al aire y a los cultivos locales. Según algunas estimaciones, esta
contaminación continuada reduce la seguridad alimentaria en un 60% y aumenta la desnutrición
infantil un 24%.

Dzershinsk. Rusia

En esta población se concentró gran parte de la industria química rusa; en la actualidad su


actividad continua, aunque es menor.

Entre 1930 y 1998 se depositaron en los vertederos de la localidad más de 300.000 toneladas de
residuos químicos y tóxicos de manera inapropiada.

Estudios de las aguas subterráneas de la zona han identificado más de 190 sustancias químicas,
entre ellas el fenol, que ha sido encontrado en altos niveles en la población.

En 2006 un estudio publicado revelaba que la esperanza de vida era uno de las menores que en la
restante Rusia, llegando unos 47 años para las mujeres y 42 para los hombres.

Norilsk. Rusia
Ciudad industrial rusa fundada en 1935, se dedicó principalmente a la extracción y fundición de
metales pesados.

Cerca de 500 toneladas de cobre y óxido de níquel, además de 2 millones de toneladas dióxido de
azufre, han sido emitidas a la atmósfera desde esta región.

Sus cerca de 130.000 habitantes han sido expuestos a toda esta contaminación y partículas, que se
encuentran en altos niveles en un radio de 60 kilómetros alrededor. Con más problemas
respiratorios y digestivos que la media, sus niños van el doble a los centros sanitarios. La
esperanza de vida en esta ciudad es 10 años menor que la de sus compatriotas.

Chernobyl. Ucrania

Reconocido como el peor desastre nuclear de la historia, afectó a más de 150.000 kilómetros
cuadrados de tierra, además de unas estimaciones de población afectada en mayor o menor
medida de entre 5 y 10 millones en las cercanías, y hasta un total de 400 millones de personas les
llegó, aunque en cantidades pequeñas, radiación.

(Nota: el accidente de Fukushima no está incluido en esta lista por la falta de datos).

En la actualidad aún existe una zona de exclusión debido a la radioactividad. Más de una docena
de átomos radioactivos pueden detectarse todavía en los alrededores.

En la actualidad existen restricciones que siguen siendo aplicadas en la producción, transporte y


consumo de comida contaminada por la radiación, especialmente por cesio-137, para impedir su
entrada en la cadena alimentaria.
Kabwe. Zambia

Esta es la segunda ciudad más grande de Zambia, con cerca de 250.000 habitantes.

En 1902 se encontraron importantes yacimientos de zinc y plomo; la rápida expansión de minas y


fundiciones durante los siguientes años fue inmediata, así como los nulos controles sanitarios o
medioambientales.

Durante 90 años el gobierno no hizo apenas nada sobre esta actividad, hasta la actualidad que hay
un programa para rehabilitación de los ecosistemas y protección de la salud.

No obstante, los niveles de plomo en sangre de los niños de esta zona superaban unas 10 veces el
permitido, en un estudio de 2006.

indonesia
China
Chernobyl ucrania
Delta de rio Níger