Está en la página 1de 35

OBARA OGGÚNDA

OBARA GUÑA

REZO: Obara guña owolowo ewelwgue


Adifafún olu eri kowo komaburo Adifafún
igba ejá umbo Obara Oggunda ifá nire aye
Adifafún Orunmila.

EN ESTE ODU NACE:

1- Ejá Kalagba (el pez guaicán o pez


pega).

2- El incesto. (Acto carnal entre familia).

3- El poder de los ojos del gato.

4- Que Ogué viva dentro de Shangó.

5- Que los afeminados simulan ser


hombres.

6- Habla de operaciones quirúrgicas.

7- De la persona que se queda sin casa.

8- Habla de la mujer perseguida por el


marido para matarla.
9- Se puede vivir carnalmente con un
hermano/a.

10-Se le da a Shangó gallo blanco en la


puerta de la casa.

11-Habla del cisne que pasa por el fango y


no se embarra.

12-Oyá vivía esclavizada a Oggún.

13-Habla las membranas del cuerpo


humano.

14-Hay que hacerse necesario en la vida


para triunfar.

15-Las hierbas del Odu son: Calabaza,


ñame, peonía, flor de agua, mari Lope, parra
cimarrona y almendra.

16-Las enfermedades son: Tumores o


quistes (interiores o exteriores), problemas
estomacales (úlcera, gastritis)

17-Es donde Ogué uno es mayor y el otro


es menor.

18-La persona tiene muchos enemigos y no


lo consideran.

19-Hay que hacer Ebbó para no perderse.

20-Matan a la persona por robar mujeres.

DESCRIPCION DEL ODU OBARA


OGGÚNDA.

Este es el Odu # 114 del Orden Señorial de


Ifá.
El Odu Obara Oggunda, habla de reparar la
reputación para asegurar el éxito. Los
negocios de la persona están languideciendo,
una acción espiritual los mejorará.

Este es un Ifá de amarre. La persona no vive


enamorada de su cónyuge, pero no puede irse
porque está amarrada. Aquí Oyá vivía
esclavizada por Oggún.

Este Ifá habla de operaciones quirúrgicas


delicadas en la cabeza, tumor, quistes, que
pueden salir interiores o exteriores.

Habla: De una persona que se queda sin


casa. De mujer, que el marido la persigue
para matarla por que se fue con otro hombre.
Por este Ifá, la persona tiene tres tragedias
en su vida: Con la justicia por su mal
proceder, con la familia que lo/a aborrece y
con él-ella- misma, porque no está conforme
con lo que tiene.

Aquí la persona se queda dormida en un


lugar y lo/a trabajan con cazuela de brujo, su
cónyuge o un amante o querido que tuvo.

Este Ifá nació el incesto. Se vive


carnalmente con un hermano o hermana de
sangre. Aquí se vive con complejo de no
haberse casado. Tiene hermano que lo/a
quieren mucho. Ha sido engañado/a. Si la
persona se hubiera casado, tuviera dos hijos.
Aquí se tiene un miembro o un lado del
cuerpo más grueso que el otro.

Por este Ifá no se puede criar a los hijos de


sus hermanos. Tiene que hacer Obras al pie
de Obbatalá y Shangó. Siempre tendrá tram-
pas en el camino. Si es una mujer, no le gusta
el marido que tiene y lo ofende.

Este Ifá habla del cisne que pasa por el


fango y no se embarra.

Este Odu habla directamente las membranas


del cuerpo humano. También habla Ogué,
que es la soledad y que vive en el mundo del
silencio. Se hace obras con el rocío de la
noche.

Por este Ifá hay que hacerse necesario en la


vida para triunfar.

Cuando se vea en un registro este Odu


Osobo: No se puede hacer Ebbó con plumas
de Loro, solo cuando es Iré.

Aquí es donde Ogué: Uno es mayor y el


otro es menor y viven dentro de Shangó y
además viven en casa de Osayín que fue
quien les dio el poder.

Este Odu es kaferefún Yemayá ati


Odudúwa.

Aquí nació Ejá Kalagba (el pez guaicán o


pez pega), que tiene el poder en su cabeza,
detecta las nasas y nunca cae en ellas. Se
emplea para Inshé o resguardos para liberarse
de trampas y para estar pegado a la posición
que se desea.

Por este Odu para problemas estomacales se


toma; cocimiento de mari Lope, mangle,
hierba de la vieja.
Aquí nace la duda, y es donde los
afeminados simulan ser hombres.

Por este Ifá la persona tiene que cuidarse los


pies, como tratar de no meterse con las
mujeres casadas.

Este Odu trata de una persona que de enero


a enero está trabajando y siempre está mal, la
causa es un muerto que todo lo que gana se lo
lleva. Hay trastornos en su camino por una
mujer.

Cuando sale este Odu se le dice a la persona


que se encontraba en un lugar que pasó algo y
él fue el único que se salvó. Deberá hacer
rogación de cabeza.

Cuando este Odu aparece en Igbodu, la


persona debe usar una chiva para hacer
sacrificio a sus ancestros, servir a Oggún con
un perro y darle una chiva a la noche. En un
registro ordinario la persona debe darle un
chivo a Eshu y un gallo a Oggún.

En un registro ordinario la persona debe


servir a Eshu con un chivo, incluyendo el
hueso de un cocodrilo y una pluma roja de un
agbe para sobrevivir a las diabólicas
maquinaciones de sus enemigos.
Si este Odu le aparece a un hombre, se le
dice que una mujer viene para casarse con él
y tan pronto ella llegue, un Awó le debe
preparar unas hojas para que se bañe, porque
ella es la esposa de Orunmila (Akpetebi). Si
ella no tiene Ikofafun debe recibirlo. Mientras
tanto el debe hacer sacrificio con un chivo y
una gallina.

Cuando este Odu aparece en un registro


ordinario, la persona debe entregar sus
problemas a Ifá y todo lo que le sea dicho por
Orunmila será verdaderamente manifestado.

Cuando este Odu aparece en Igbodu, la


persona debe refrenarse de estar tocando el
suelo con su cabeza por otra divinidad que no
sea Orunmila.

La persona debe cuidarse por el tiempo que


pueda abandonar su Ifá y convertirse al
Cristianismo. Si bota su Ifá se verá forzado a
rehabilitarlo pues se verá entre el Diablo y las
profundidades del mar.

Este Odu marca juramento en Orun.

Por este Ifá hay que darle dos palomas


blancas a la cabeza de la persona en un cuarto
oscuro.

En este Ifá si la persona es hija de Ogué es


la soledad y que vive en el sonido del silencio
y es por eso que nadie lo considera lo grande
que es y no le dan directamente a comer.

Ogué

En Cuba Ogué es un Orísha compañero de


Shangó y representado por dos tarros de
novillo pintados con listas rojas y blancas. Es
patrón de todos los animales con cuernos y,
posiblemente, Orísha de los rebaños. Es
poderoso y se le tiene muy resguardado.
Gracias a un pacto con Shangó, en la
actualidad su fundamento se coloca dentro o
sobre la batea de éste. Antiguamente, su
fundamento consistía en un tarrito con piedra,
caracoles y otros atributos. Tiene un solo
toque de tambor, no se posesiona de sus hijos
y tampoco se asienta. Se baila en rueda y los
danzantes se ponen los dedos índices a cada
lado de la frente, en imitación de cuernos.
Come palomas y las hierbas son las mismas
que Shangó.
Porque Shangó tiene que cargar con
Ogué.

HISTORIA DE OGGÚNDA DIO:

Ogué, era un hombre que tenía fama de


médico, o más bien de curandero.

Pero lo tenían en la tribu como médico y


resulta que había un matrimonio cuya mujer
estaba enferma y Obbatalá mandó a Ogué
para que éste tratara de curar a la mujer.

Ogué fue a la casa de la mujer con el fin de


curarla, pero Shangó vio cuando Ogué
entraba en la casa, fue al lugar donde
trabajaba el esposo de la enferma y le dijo:
Ve a tu casa ahora mismo para que veas
que ella te es infiel con Ogué, el curandero.

El esposo de la señora enferma le creyó a


Shangó, lo que le había dicho y se enfureció
de tal manera que dejó el trabajo y cogiendo
un machete, corrió para su casa.

Cuando el esposo de la enferma llegó a su


casa vio que su mujer estaba acostada en la
cama y Ogué estaba parado delante de la
misma. Empezó a injuriar a su esposa y a
Ogué, sacando el machete, trató de agredir a
Ogué. Pero resultó que en ese cuarto había
una ventana por la cual pudo saltar, Ogué
salió corriendo y el esposo le salió detrás.

Ogué no conocía el camino por donde iba


corriendo y cayó en un hoyo, no pudiendo
salir, cuando acertó pasar por allí Obbatalá,
que preguntó que cosa era lo que sucedía.
Entonces el esposo de la enferma le contó
furioso a Obbatalá lo que había dicho
Shangó y como Obbatalá sabía bien lo que
había sucedido con el asunto de su esposa y
Ogué, le dijo al esposo que eso era mentira
de Shangó, pues Ogué fue a tu casa a curar a
tu mujer por mandato mío.

Obbatalá mandó a buscar a Shangó y


cuando éste llegó a su presencia Obbatalá le
dijo: Tú eres el responsable de todo esto,
por lo tanto tú eres el que tiene que sacar a
Ogué del hoyo en el cual ha caído.

Shangó se valió de su maña y pudo sacar a


Ogué. Cuando Ogué estuvo afuera,
Obbatalá se dirigió a Shangó y le dijo: Por
mentiroso te ordenó que mientras el
mundo sea mundo, tú tendrás que cargar a
Ogué encima de ti: TO IBAN Eshu.

NOTA: Para Awó, Shangó y Ogué comen


juntos.

CARGA DE LOS OGUÉS DE SHANGÓ.

Se va al río y se busca arena, se busca una


piedra de la loma y tierra del mismo lugar
para cada Ogué, además cada uno lleva 9
ataré, 9 semillas de Oú, tierra de la parte de
afuera del cementerio, un pedacito de
pedernal, un poquito de azogue de espejo, un
poquitico líquido, 9 hojas de flor de agua,
raíz de palma, de Iroko, de atiponlá y de
maravilla, palos de moruro y quiebra hacha.

Se prepara cenizas de plumas de arriero y de


tocororo, si no hay se prepara con plumas de
guineo blanco.

Todo esto se le pone encima jutía y pescado


ahumado, 9 granos de maíz que es lo primero
que se les echa a los Ogué y luego se
Le echa todo lo demás.

Se le da una paloma a cada uno y después a


los 3 días se tapan con cuero del chivo, se
visten con 9 caracoles por el lado y cuentas
de Shangó que se le ponen alrededor.
Esto lleva dentro Iyefá ligado con azufre
rezado en el tablero con los siguientes signos:

Oshé Turá
Osa Méji
Otura Shé

NOTA: Antes de comenzar a cargar los


Oguéses se les marcan 9 rayas en forma de
centella.

Ogué come paloma aparte de Shangó.

Es oportuno aclarar que según


documentación Yoruba: Ogué es una
divinidad secundaria perteneciente al culto y
la divinidad de Oro y a Osayín, por lo que
constituye un error atribuir esa deidad Ogué a
Shangó. Para los Yoruba: Oke, la divinidad
de la montaña, es quien come las palomas por
Shangó y no Ogué como se piensa.

Canto de Ogué:

Oloju Loju Re, Oloju Loju Ikokó


Malamala De, Ogué.
RELACION DE OBRAS DEL ODU
OBARA GUÑA.

Para Shangó:

Se le dará un gallo blanco en la puerta de la


casa.

Para cuando se vaya operar un enfermo.

Se le hace Ebbó con una calabaza en forma


de güiro amargo, con cuidado se le sacan las
tripas por la parte superior. Con esas tripas se
limpia bien a la persona desnuda sin
desbaratarlas. Después se carga Ogué mayor
con: raíz de Iroko, flor de agua, palma real,
atiponlá, maravilla, moruro, quiebra hacha,
pluma de arriero, o de guineo blanco, piedra
de imán, eru, Obi, kolá, osun naburú, y se
sella con cera. También se le echa antes de
sellarlo las ropas del enfermo hechas pedazos
y se lleva al río o al mar, dándole el animal
que indique Ifá.
La persona se bañará en el río con un ratón
dentro de una bolsita y un muñequito. Tomará
infusión de mangle rojo, palo malambo y raíz
de jiba.

Cuando el Ifá es Osobo:

No se puede hacer Ebbó con pluma de Loro,


solo cuando es un Ifá Fore, se puede hacer.

Para lograr lo que se desea.

El animal que coja, pluma de loro, una


tinajita con maíz tostado, otra con jutía
ahumada, y la tercera con: pescado, coco,
manteca de corojo, miel, aguardiente. Las
tinajitas se ponen debajo de la cabecera de la
cama del interesado, para que le ruegue todos
los días. Además a Oshún se le pone una
calabaza y a los cinco días y se lleva al río.

Para el estómago:

Se tomará cocimiento de mari Lope, mangle


rojo y hierba de la vieja.

Contra los enemigos:

La persona tiene muchos enemigos que no


lo consideran ni lo quieren respetar. Se hace
una pelota con tierra podrida, hierba
Itamorreal, orozuz, jutía y pescado ahumado,
manteca de corojo, maíz tostado, miel,
aguardiente, manteca de cacao. Esto se le
pone a Shangó con dos velas encendidas y se
le ruega seis días pidiéndole que la gente lo
considere y lo respeten. Si tiene los nombres
de los enemigos se ponen dentro de la pelota
o bola. Al sexto día se le da Obi Omí Tútu a
Shangó, preguntándole a donde se lleva.

Osanyin.

Se cogerá un coco seco, se raspa bien y se


pone con cuidado a fuego lento, para que no
se raje y se le desprenda la masa interior, se
le barrena los dos ojos, una boca y los dos
orificios de la nariz. Con un alambre se le
saca por esos orificios toda la masa, tratando
de dejarlo limpio. Después se carga con: Un
ojo izquierdo de gato negro, arena de mar, de
río, ilekán, tierra de un puente, azogue, eru,
obi, kolá, osun naburú, Palos: amansa guapo,
cambia voz, llamao, abre camino, hierba:
mastuerzo, prodigiosa, cabeza y corazón de
tiñosa, callama, cotorra, gallo, codorniz,
guineo, paloma, aguardiente, vino seco, vino
tinto, manteca de corojo. Se pregunta si está
completo. Cuando esté completo se sella con
cera virgen. En los orificios de los ojos y
boca se le ponen caracoles, en uno de los
orificios de la nariz se le pone una cuenta
roja, y en el otro orificio una cuenta blanca.
Después se preguntará si vive colgado o
vivirá en una cazuela de barro. Si se cuelga se
le ponen cuatro cadenitas

Osayín:

Un tarro mediano de novillo, una piedra,


raíz de yagruma, hierba: atiponlá, maravilla,
Ceiba, caña brava, tripas de calabaza,
pimienta de guinea, peonías, pica pica,
azogue, acacia, ciruela, quiebra hacha, cuaba
blanca, jagüey, moruro, eru, obi, kolá, osun
naburú, airá, piedra de imán. Se pone en un
plato blanco y se lava con omiero de siete
hierbas de Obbatalá.

DICE IFA.

Que si usted quiere lograr sus deseos, que


haga Ebbó.-Tiene una hija que se le ha de ir
con el novio, o que ya se fue, no de parte ni le
eche maldiciones, porque lo ha de perder
todo si hace lo contrario de lo que aquí se le
dice, porque ese hombre la va atender muy
bien.-usted soñó que tenía mucho dinero o
que se había sacado la lotería y cuando
despertó se puso triste.-Su marido no le da a
usted todo lo que desea; él se levanta muy
temprano, y por la noche quiere hacer
relaciones sexuales y usted no quiere, él se
pone bravo.-Hágale una misa por la Iglesia a
su padre.-Usted tuvo un sueño malo que se
sorprendió, tenga cuidado con sus enemigos,
pues le quieren hacer algo y si usted no se
hace Ebbó, ellos lo agarrarán a usted o a otro
de su familia.-Por el camino le viene una
suerte.-A usted le gusta levantar la mano;
respete a los mayores.-Ustedes son tres
hermanos y no son de un mismo padre.-Usted
quiere ir a un punto.- Usted a de ser adivino y
uno de sus hermanos tiene que hacer Ebbó,
porque sino morirá.- Usted tiene algo
colorado que le quitó a otro hombre, y usted
tiene un hijo con él.-Déle de comer a su
cabeza un pescado.- usted tiene un hijo con
otra mujer.-Usted estuvo en un lugar donde
pasó algo, y fue el único que se salvó.-Ud
tiene que tener cuidado con operaciones
quirúrgicas en la cabeza.-Si es mujer: su
marido la persigue para matarla porque se fue
con otro hombre.-Ud tendrá tres tragedias en
su vida; con la justicia, por su mal proceder,
con la familia que lo/a aborrece y consigo,
porque no esta conforme con lo que
tiene.-Usted se quedó dormido/a en un lugar
y lo/a trabajaron con una cazuela de brujo,
puede haber sido su cónyuge o amante o
querido que tuvo.-Usted tiene un miembro en
un lado más grueso que el otro.-No puede
criar a los hijos del hermano/a.-Usted tiene
que hacer rogación al pie de Obbatalá o
Shangó.-Si es mujer, no le gusta el marido
que tiene.-Usted está amarrado a su
cónyuge.-A usted lo pueden matar por robar
mujeres, haga Ebbó para que se aleje de esa
mujer y se libre de la venganza del
marido.-usted es una persona que trabaja de
enero a enero y siempre está mal, la causa es
un muerto.-Usted tiene que rogarse la cabeza
con dos palomas blancas en un cuarto
oscuro.-Tenga cuidado con desobediencia, no
sea que se pierda.-Usted se puede quedar sin
casa.-Usted vive en el sonido del silencio y es
por eso que nadie lo considera lo grande que
es y no le dan afecto.

REFRANES DEL ODU OBARA


OGGÚNDA.

1- El que no quiere caldo, tres tazas.

2- El que lo tiene adentro, es el que se


menea.
3- El que no lo hace a lo primero, busca y
rebusca de nuevo.

4- De enero a enero estoy trabajando y


siempre está mal.

5- Miramos hacia adelante y no vemos a


nadie, miramos hacia atrás y no vemos a
nadie.

6-El ruido de ifosi (semillas) no martilla a


eleti (hojas).

7- Usted no se mudará por los chismes de la


Tierra.

ESHU DEL ODU.

No está especificado.

RELACION DE HISTORIAS DEL ODU


OBARA OGGÚNDA.

1- Se hizo adivinación para Deyi, el


ganadero.

Se le pidió a Obara-Oggúnda que cuidara a


Deyi, el ganadero, cuando estuvo muy
enfermo. Cuando el llegó a la casa de Deyi,
era muy tarde para hacer adivinación. No
obstante le prometió hacerle adivinación a la
siguiente mañana. El pueblo estaba
principalmente habitado por mujeres.

Tarde en la noche, el culto del pueblo a las


brujas envió algunas brujas a visitarlo.
Cuando le preguntaron que había venido a
hacer, él explicó que debía encontrar qué hizo
Deyi para enfermarse de esa forma y que su
enfermedad no responda al tratamiento. Las
brujas le dijeron a Obara-Oggúnda que el
hombre estaba enfermo por su tacañería. Le
informaron que a pesar de haber obtenido
grandes ganancias en su negocio de
ganadería, no consideraba necesario hacer
ningún sacrificio. Le advirtieron que si quería
que Deyi se pusiera bien tenía que hacer
sacrificio a la noche con dos pájaros y dos de
cada uno de los animales.

Posteriormente, en la mañana, cuando


Obara-Oggúnda hizo adivina-ción, le dijo a
Deyi que como único él se pondría bien era si
hacía sacrificio con dos de cada uno de los
diferentes pájaros y animales. El
amablemente rehusó hacer el sacrificio.
Obara-Oggúnda enojado regresó a su casa sin
hacer nada más por Deyi.

Posteriormente, Deyi se puso bien, y


regresó a sus negocios. Un día antes el
regresó del mercado y todos sus pájaros y
animales se metieron en su habitación,
recogieron sus ropas y echaron a correr hacia
el bosque. Según se iban, comenzaron a
cantar:

ija bele ta ko ko,


Eran abule egbedo kpa sibe,
Eran gbule egbedo kpa si le,
ija bele bele ta ko ko.

Cuando Deyi regresó para saber qué había


pasado, mandó a buscar rápidamente a
Obara-Oggúnda. Él finalmente hizo el
sacrificio y salvó su vida pero ya había
perdido su ganado.

Cuando este Odu aparece en Igbodu, la


persona debe usar una chiva para hacer
sacrificio a sus ancestros, servir a Oggún con
un perro y darle una chiva a la noche. En un
registro ordinario la persona debe darle un
chivo a Eshu y un gallo a Oggún.

2- Se hizo adivinación para Agbe y para


Onne.

Agbe marari, onne waka wá ka mararu


ugban. Adifá fun agba tinshe ore onne,
atun dafun onne ti nshe ore agbe ni jo ti
awon meje ji nshe ore arawon.

El pájaro llamado Agbe en Yoruba y Awe


en Benin era amigo del cocodrilo (Onne).
Agbe y Onne fueron por adivinación y se le
dijo
A ambos que debían hacer sacrificio. Agbe
debía sacrificar una guinea y Onne un chivo
y el tablero de Ifá (Akpako). Ellos hicieron
los sacrificios. Onne le explicó a Agbe que
los seres humanos estaban detrás de él y le
pidió ayuda. Agbe le aseguró que siempre le
daría una señal cada vez que sus enemigos
humanos estuvieran detrás de él para atacarlo.

Poco después, llegaron los hombres con


instrumentos para capturar a Onne. Tan
pronto como Agbe los vio, comenzó a cantar:

onne waka waka, gbe kpakoru" (muchas


veces).

Cuando Onne oyó el aviso, se introdujo


dentro del agua y se cubrió la cabeza con el
tablero que le habían preparado después de
hacer el sacrificio. A pesar del veneno que los
cazadores derramaron en el agua, eso no
afectó a Onne. Así fue como él desarrolló su
estrategia de supervivencia.

En un registro ordinario la persona debe


servir a Eshu con un chivo, incluyendo el
hueso de un cocodrilo y una pluma roja de un
Agbe para sobrevivir a las diabólicas
maquinaciones de sus enemigos.

3- Se hizo adivinación para gberesi antes


de antes de casarse.

Okiti bamba ni kpeku okpokpo. Odifa


fun gberesi ti o bi ni eka awunsi, to tun lo
ni oko loddé ominikun.

Ese era el Awó que hizo adivinación para


una muchacha llamada Gberesi del pueblo de
Eka-Awunsi, cuando ella se iba a casar con
un hombre del pueblo de Ominikun. Se le
dijo que hiciera sacrificio con un chivo y un
gallo para que se regocijara con un matri-
monio exitoso. Ella hizo el sacrificio y el
Awó le preparó unas hojas para que se
bañara. El matrimonio le trajo su eterna feli-
cidad en distintas maneras.
Si este Odu le aparece a un hombre, se le
dice que una mujer viene para casarse con él
y tan pronto ella llegue, un Awó le debe
preparar unas hojas para que se bañe, porque
ella es la esposa de Orunmila (Akpetebi). Si
ella no tiene Ikofafun debe recibirlo. Mientras
tanto el debe hacer sacrificio con un chivo y
una gallina.

4- Se hizo adivinación para las dieciséis


BRUJAS.

Asa mu irin ko. Ajawara wara mu ikako.


Ari ikin gbe jo ni o se awó isalayé. Ajawara
wara mu ida ko ni ose Oddé-orun.
ami-mi-sa-sa, ni odifa fun aje
merìndiloggún lojo ti won o lo ti enu ije
gbo ohun.

Estos eran los cuatro Awoses que hicieron


adivinación para las 16 brujas cuando ellas
estaban tratando de conocer el secreto de la
prosperidad de Orunmila.

Orunmila les dijo que todo aquel que


deseaba conocer el secreto de la vida debía
oír el salmo del tablero de adivinación. Todo
aquel que desea tener dinero, matrimonio,
hijos, debe apelar a la adivinación y al
sacrificio, siendo estas las raíces de la pros-
peridad.

Las brujas oyeron el poema de la


prosperidad y se fueron felices y satisfechas.

Cuando este Odu aparece en un registro


ordinario, la persona debe entregar sus
problemas a Ifá y todo lo que le sea dicho por
Orunmila será verdaderamente manifestado.

5- Se hizo adivinación para el rey y el


pueblo de Idanren.

Cuando OBARA-OggúnRERE se fue del


Cielo, se le advirtió que debía hacer sacrificio
a IFA con una chiva y el cuchillo de Ifá (Aza)
y darle un chivo a Eshu. Se le dijo que
hiciera sacrificio para vivir larga vida en la
Tierra y él lo hizo.

Él se convirtió en un sacerdote famoso de


Ifá en la Tierra y posteriormente viajó a la
tierra de Idanren donde hizo adivina-ción
para el Rey.
Le dijo al Rey que él no acostumbraba a
vivir mucho tiempo en familia y que ya era el
momento para cambiar el infortunio. Además
le dijo que tenía que hacer sacrificio con una
chiva, un chivo, un perro y un cuchillo de Ifá.
Le aclaró que a partir de ese momento el no
debía tocar con su cabeza la tierra por
ninguna otra divinidad que no fuera su propio
Ifá.

Después de la partida de
OBARA-OggúnDA, algunas personas que
fueron para hacer plegarias vestidos de
blanco visitaron el pueblo y se convencieron
que el Rey había abandonado todo culto a
cualquier otra divinidad excepto su Dios
extranjero. El posteriormente abandonó sus
divinidades ancestrales y a Orunmila. Las
cosas pronto se pusieron difíciles. Sus
subordinados se pusieron en su contra por
abandonar todos sus ritos tradicionales. Final-
mente el envió por OBARA-OggúnDA quien
lo culpó por su adoración a una divinidad
extraña. Él fue capaz de enmendarse
haciendo sacrificio con un carnero y dos
palomas. Después del sacrificio los súbditos
le restituyeron su honor y respeto.

Cuando este Odu aparece en IGBODU, la


persona debe refrenarse de estar tocando el
suelo con su cabeza por otra divinidad que no
sea Orunmila.

La persona debe cuidarse por el tiempo que


pueda abandonar su Ifá y convertirse al
Cristianismo. Si bota su Ifá se verá forzado a
rehabilitarlo pues se verá entre el Diablo y las
profundidades del mar.

6- Se hizo adivinación para Olófin


Iwatuka.

Miramos hacia adelante y no vemos a nadie,


miramos hacia atrás y no vemos a nadie.

Esto fue adivinado para OLOFIN


IWATUKA, a quien se le dijo que debía
hacer sacrificio si quería tener su casa llena.
Él preguntó cuál era el sacrificio.

Le dijeron: una paloma, veinte mil caurís y


hojas de Ifá (macerar unidas las hojas de
olusesaju y de sawerepepe con un poco de
tierra de hormigas con algunas hormigas),
mézclelo con un jabón negro y déjele caer
una gotas de sangre de paloma en toda la
preparación, se usa para bañar el cuerpo del
cliente. Se le advierte al cliente que debe
cambiar de nombre después del sacrificio.
7- Se hizo adivinación para Olu-Iwo.

La casa de Olu era buena; y su pórtico era


bueno también.
Esto fue adivinado para Olu-Iwo, a quien se
le dijo que nunca cayera en el desprestigio.

También se le advirtió que hiciera sacrificio


para evitar una muerte prematura: un carnero,
una jicotea, cuatro mil cuatrocientos caurís y
hojas de IFA. Él oyó y sacrificó.

Las hojas de IFA serán preparadas para su


uso (macere las hojas de ifosi y de oriji, iyeré
e irugba; cocínelas en una sopa con la carne
de la jicotea; esto es para comerlo bien
temprano en la mañana).

Ellos dicen: El ruido de ifosi (semillas) no


martilla a eleti (hojas).
Usted no se mudará por los chismes de la
Tierra.

8- El camino del espiritista.


REZO: Obara guña kuta gbogbo laroye,
obbá ni ipkuo o kueye eun o la iwin
Adifafún Eshu Adifafún eggun.

Ebbó: Un gallo directo a eggun, dos


paloma blancas, tela sudada, tela de colores
de eggun, cuchillo, tierra de tres hueco,
machete, flecha, jutía y pescado ahumado,
maíz tostado, miel de abejas, mucho dinero.

Nota: Después de terminado el Ebbó se le


dará el gallo a eggun. Las palomas para
rogación de cabeza.

Historia.

Había una vez un hombre que se llamaba


Agba Logba, este hombre tenía varias
mujeres, con las cuales había tenido varios
hijos, pero entre ellos había uno solo que era
varón. Sus demás hermanas se burlaban de él,
porque éste parecía medio tonto, ese
muchacho llevaba por nombre Baba Luaye.
Él era mimado por su madre, la cual no llegó
a tener más hijos, siendo esta la causa de que
ella se esmerara en el cuidado y la enseñanza
de su hijo.

Ella vivía preocupada de la situación que su


hijo atravesaba entre sus demás hermanos y
aún con su propio padre, pues éste se avenía a
los manejos de su hijo. La madre le había
enseñado desde muy temprana edad todos los
secretos que ella dominaba a la perfección a
Baba Luaye, con la mira de que su hijo al
llegar a la mayoría de edad se pudiera valer
de esos conocimientos. El muchacho
demostró bien pronto su actitud en cuanto a
las enseñanzas recibidas.

Un día la madre le dijo: "Mi hijo te voy a


decir un último secreto", pues ya me siento
que me queda muy poco de vida y por lo
tanto quisiera que me pongas atención a lo
que te voy a decir; Tú deberás conservar este
amuleto, con el cual te podrás trasladar de un
lugar a otro sin necesidad de utilizar ningún
medio de trasporte, sino únicamente con
frotar y rezarle a este amuleto que te estoy
dando, siendo lo suficiente para que puedas
trabajar con relación a personas que quieras
ayudar o favorecer como también a la que
quieras destruir.

Pasado un tiempo la madre murió, y


después de algunos días Baba Luaye quiso
poner a prueba los conocimientos adquiridos,
de su difunta madre. Ese día por la mañana
muy temprano se dirigió hasta la salida del
pueblo, en cuyo lugar se sentó a frotar el
amuleto que su madre le había dado, al poco
rato cayó en estado de trence y en cuyo
estado se vio volando por el aire. Ya en este
estado se dirigió a otro pueblo distante al
suyo en cuyo lugar había un rey muy
avaricioso y que en aquellos momentos
pretendía invadir a su pueblo.

Rápidamente él al ver lo que se tramaba


contra su pueblo, regresó a éste y ya en su
estado natural, fue a ver el rey de su pueblo,
para contarle lo que tramaban y pretendían
hacer contra su reino. El rey y los consejeros
de la corte, en vez de hacerle caso y prestarle
atención a lo que él decía, fue todo lo
contrario, burlándose de él y no creyendo
nada de lo dicho. Baba Luaye se fue del
pueblo dirigiéndose a lo más intrincado de la
selva, construyendo una choza en la cual
pudiera guarecerse.

No pasaron muchos días, cuando el pueblo


fue invadido por aquel rey el cual mandó a
decapitar al rey derrotado, pero cual fue su
sorpresa al ver que en el momento que se iba
a decapitar al rey, surgió un ejército más
poderoso y más numeroso que aquel que
había invadido aquella tierra. Ante el
asombro, trataron de entrar en batalla, pero
resultó que cuando ellos empezaron la lucha
aquellos soldados mágicos surgidos de la
nada y dirigidos por Baba Luaye, destrozaron
al ejército agresor, no dando tregua hasta
dejar sin vida a todos los invasores.

Pasado aquel momento, aquellos seres que


habían dirigidos por Baba Luaye y que no
eran más que Iwin (espíritus) desaparecieron
de igual forma como habían llegado.

El rey por su incredulidad estuvo propenso


a perder la vida. Cuando él pudo ver a Baba
Luaye, le rindió Mo-foribale, pidiéndole
perdón y al mismo tiempo lo nombró Alafin
ni ipo Oku, siendo querido y admirado por
todo el pueblo.

9-Cuando los peces chiquitos no hicieron


Ebbó.

Ebbó: gallo, tablero, jamo, un pescado


fresco, 2 gallinas, trampa, jutía y pescado
ahumado, maíz tostado, mucho dinero.

Historia.

Olófin fue a dar una fiesta y necesitaba


muchos pescados frescos. En esos días los
peces fueron a registrarse con Orunmila a lo
que este le advirtió de un gran mal les venía,
y para librarse deberían hacer Ebbó con: (el
indicado arriba). Los peces pequeños no
obedecieron las palabras de Ifá, por lo que
solo los peces grandes hicieron el Ebbó
indicado por Ifá.

Cuando los emisarios de Olófin fueron a


buscar los pescados para la fiesta, al tirar el
jamo al mar, todos los peces grandes que
habían hecho Ebbó, se fueron porque
chocaban con los tableros que habían en el
Ebbó, pero los peces chiquitos que no habían
hecho Ebbó cayeron dentro del Jamo.

10-Los dos soldados.

Historia.

Había dos soldados que fueron reclutados


para la guerra, uno de ellos le dijo al otro; que
antes de ir a la batalla tenían que registrarse y
hacer Ebbó para no perder la vida en la
misma. El amigo le dijo que él no haría nada,
por lo que él fue solo a donde estaba
Orunmila e hizo el Ebbó.
Ya en el campo de batalla los dos amigos, el
hambre era muy fuerte y solo tenían que
comer Ñame. El que hizo Ebbó se comió el
ñame crudo y siguió la marcha. El otro amigo
que no había hecho Ebbó, se detuvo,
encendió candela y comenzó a cocinar el
ñame, en eso fue descubierto por el enemigo,
y lo mataron.

Nota: Haga Ebbó para que no se pierda.

11- La pérdida de los pies.

Historia.

Oggún tenía una mujer, llegó otro hombre y


se la llevó. Entonces Oggún persiguió aquel
hombre incansablemente, poniéndole trampas
para que éste cayera en ella. Tanto fue la
persecución, que el hombre cayó en una
trampa, Oggún cogió su machete y le cortó
los pies, muriéndose el hombre.

Nota: Cuando aparece este Odu para un


hombre, se le dirá que lo pueden matar por
robar mujeres casadas, que deberá hacer
Ebbó para alejarse de esa situación y librarse
de la venganza del marido.
12- Cuando Ogué no tenía donde vivir.

Historia.

Ogué, se encontraba solo y nadie lo


consideraba, por lo que decidió irse de donde
estaba, se quedó sin casa y nadie lo quería y
entonces se encontró con Arun y se puso a
vivir allí. Olófin había visto en una tierra
limpia a dos personas.