Está en la página 1de 416

Análisis de

Balances y Estados Complementarios

Ejercicios resueltos y comentados

Pedro Rivero Torre

(Coordinador) PIRÁMIDE
(Coordinador)
PIRÁMIDE

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Ejercicios resueltos y comentados

Coordinador

PEDRO RIVERO TORRE

CATEDRÁTICO DE ECONOMÍA FINANCIERA Y CONTABILIDAD DE LA UNIVERSIDAD COMPLUTENSE DE MADRID

Análisis de Balances y Estados

Complementarios

Ejercicios resueltos y comentados

EDICIONES PIRÁMIDE

COLECCIÓN «ECONOMÍA Y EMPRESA»

Edición en versión digital

Está prohibida la reproducción total o parcial de este libro electrónico, su transmisión, su descarga, su descompilación, su tratamiento informático, su almacenamiento o introduc- ción en cualquier sistema de repositorio y recuperación, en cualquier forma o por cual- quier medio, ya sea electrónico, mecánico, conocido o por inventar, sin el permiso expre- so escrito de los titulares del copyright.

© Pedro Rivero Torre (coord.), 2012

© Primera edición electrónica publicada por Ediciones Pirámide (Grupo Anaya, S. A.), 2012 Para cualquier información pueden dirigirse a piramide_legal@anaya.es Juan Ignacio Luca de Tena, 15. 28027 Madrid Teléfono: 91 393 89 89 www.edicionespiramide.es ISBN: 978-84-368-2680-7

Relación de autores

Pedro Rivero Torre (coord.)

Catedrático. Universidad Complutense de Madrid.

Regino Banegas Ochovo

Catedrático. Universidad de Castilla-La Mancha.

Fernando Sánchez-Mayoral García-Calvo

Profesor titular. Universidad de Castilla-La Mancha.

Montserrat Manzaneque Lizano

Profesora contratada doctora. Universidad de Castilla-La Mancha.

Elena Merino Madrid

Profesora asociada. Doctora. Universidad de Castilla-La Mancha.

Índice

Prólogo

 

11

Presentación

15

1.

Análisis patrimonial

19

1.1.

Métodos de valoración de empresas

19

1.2.

Incidencia del fenómeno de la inflación

25

1.3.

Clasificación funcional del balance

34

1.4.

Clasificación funcional y el método de los porcentajes

42

1.5.

Balance medio o típico

49

1.6.

Estado de cambios en el patrimonio neto (I)

55

1.7.

Estado de cambios en el patrimonio neto (II)

72

1.8.

Estado de cambios en el patrimonio neto (III)

79

1.9.

Estado de flujos de efectivo (I)

83

1.10.

Estado de flujos de efectivo (II)

96

1.11.

Estado de flujos de efectivo (III)

101

1.12.

Estado de origen y aplicación de fondos (I)

104

1.13.

Estado de origen y aplicación de fondos (II)

113

1.14.

Estado de origen y aplicación de fondos y de flujos de efectivo (método directo)

124

1.15.

Análisis patrimonial-financiero

140

 

1.15.1. Período medio de maduración (I)

140

1.15.2. Período medio de maduración (II)

143

1.15.3. Fondo de rotación necesario (I)

148

1.15.4. Fondo de rotación necesario (II)

152

1.15.5. Fondo de rotación necesario (III)

156

1.15.6. Fondo de rotación necesario (IV)

159

1.15.7. Fondo de rotación necesario (V)

162

Índice

2. Análisis financiero

171

2.1.

Coeficiente básico de financiación (I)

171

2.2.

Coeficiente básico de financiación (II)

177

2.3.

Coeficiente básico de financiación (III)

183

2.4.

Ratios y porcentajes

192

2.5.

Diferencias, ratios y porcentajes (I)

197

2.6.

Diferencias, ratios y porcentajes (II)

204

2.7.

Previsiones de tesorería

210

2.8.

Efecto multiplicador de los fondos de amortización

215

2.9.

Coste del capital

236

2.10.

Coeficiente básico de financiación. Coste del capital

243

3. Análisis económico

251

3.1.

Clasificación funcional de la cuenta de pérdidas y ganancias o de resul- tados

251

3.2.

Clasificación funcional de la cuenta de resultados y cálculo de punto muerto

255

3.3.

Rentabilidad a través del punto muerto o crítico

260

3.4.

Cálculo del punto muerto: varios productos

267

3.5.

Punto muerto, apalancamiento operativo y financiero

273

3.6.

Apalancamiento operativo y financiero

280

3.7.

Rentabilidad económica y financiera (I)

283

3.8.

Rentabilidad económica y financiera (II)

290

3.9.

Ratios y porcentajes

297

3.10.

Análisis de las desviaciones según el coste estándar

310

3.11.

Análisis comparativo del resultado efectivo, estándar, racional y presu- puestado

319

3.12.

Análisis de la productividad global (I)

324

3.13.

Análisis de la productividad global (II)

334

4. Análisis de los estados financieros de una empresa

341

4.1.

Análisis general de una empresa

341

Bibliografía

403

Prólogo

Siempre es grato que le ofrezcan a uno participar en la realización y culmina- ción de un trabajo que, como resultado final de un proceso que ha implicado trabajo duro y bien hecho, da lugar a una obra como la que ahora me honro en prologar con gran satisfacción.

Me parece además obligado dar alguna explicación sobre las razones por las que esa satisfacción entiendo que está más que justificada, y que hacen referencia tanto al contenido como a sus autores. La resolución de supuestos prácticos y sus comentarios de análisis, así como las introducciones con comentarios sobre la teoría que subyace en cada desarrollo práctico, siguen la línea de trabajo que me ha sido especialmente atractiva y útil

a lo largo de mi vida académica y profesional, y enlaza con el planteamiento de

análisis empresarial «fundamental o estructural», que resulta especialmente apro-

piado para establecer el análisis tanto en épocas de crecimiento normal como, especialmente, en épocas de estancamiento o crisis económica y empresarial como es la actual.

Resistir, crecer o reducir, adaptándose a las situaciones ambientales que deter- minen las posibilidades coyunturales o a medio y largo plazo, constituyen la base fundamental de las decisiones a tomar, fundadas en el análisis externo e interno

y a las que el empresario debe orientar sus estrategias, como consecuencia de los

resultados que aporte el análisis de la situación actual y previsible de la empresa. En buena medida, estas mismas consideraciones deben constituir las bases sólidas de la «sostenibilidad» de la empresa. Es en este sentido cuando el análisis económico-financiero de la «situación empresarial» adquiere toda su dimensión fundamental o estructural. Dos son las fases del análisis que, basándose en los datos de los estados finan- ciero-contables (contabilidad financiera, contabilidad analítica y de gestión, direc- tiva y presupuestaria), y externos macro y microeconómicos (sectoriales, territoria- les, etc.), constituyen sus etapas básicas: recopilación, organización y tratamiento

Prólogo

de la información base del análisis, y el análisis propiamente dicho. En cada una de esas dos fases han de plantearse objetivos concretos, tales como la elaboración de ratios o relaciones básicas y, por tanto, estables. En la fase de elaboración y tratamiento de la información, el objetivo funda- mental es recopilar y ordenar los estados base, logrando una «clasificación fun- cional», del balance y de la cuenta de resultados, que ponga de manifiesto, esen- cialmente, la «capacidad» y la «actividad» productivas o «de la explotación» instalada y la capacidad (balance) y actividad (cuenta de resultados) ociosa o «ajena a la explotación», ya que, normalmente, los estados contables recogen in- formación que responde al concepto jurídico de «derechos y obligaciones», y no al económico de «empresa», en su doble aspecto de capacidad instalada y activi- dad realizada. Para el análisis es esencial esta clasificación funcional, porque permite el cálculo del fondo de rotación de la explotación y el ajeno a la explotación, tenien- do el primero carácter permanente, para un determinado nivel de actividad, y el segundo no permanente, coyuntural o accesorio, con lo que se hace posible el fructífero sistema de análisis de las rotaciones en el primero, y la permanencia o disponibilidad mediante venta, sin afectar al fin productivo y a su liquidez o sol- vencia, en el segundo. En la segunda fase, o fase de análisis propiamente dicho —aunque la primera fase sea la que permite tanto el análisis posterior como la determinación de los elementos de la explotación y ajenos, se plantean tres objetivos fundamentales del análisis, como son la situación patrimonial, la financiera y la económica. En cada una de ellas se establece un punto central del análisis. En el análisis patrimonial es fundamental la determinación del fondo de rota- ción de la explotación existente, en su estado medio, basado en el período medio normal de maduración de cada empresa, por ser éste gestionable, y del fondo de rotación necesario o ideal, para un determinado nivel de actividad (cifra de nego- cios), que puede ser el habido durante el período objeto de análisis o el que se presupuestó alcanzar en períodos futuros. La comparación entre ambos fondos permite establecer las conclusiones precisas sobre la capacidad instalada y su di- mensión, en relación con la actividad realizada o prevista (capacidad ociosa o sobrecapacidad). La distinción entre costes fijos y variables en la información de la cuenta de resultados permite completar este análisis desde el punto de vista de la «actividad». En el análisis financiero, el objetivo es poder juzgar sobre la solvencia de la empresa, que depende tanto de la composición equilibrada inversión-financiación como de las propias rotaciones inversión-disponibilidad, y del apalancamiento o relación entre recursos propios y préstamos, con su período de amortización fi- nanciera. El elemento central en el análisis de la solvencia financiera lo constituye el coeficiente básico de financiación y el objetivo de estabilidad financiera. La dis- tancia a la necesidad de «refinanciación», como síntoma básico del desequilibrio

Prólogo

financiero, explicaría por sí sola muchas de las dificultades financieras y la posi- bilidad o no de supervivencia de las empresas en épocas de crisis económica; máxime cuando, como en la actual, el origen de la crisis es financiero, luego trans- formado en económico-real. En el análisis económico es fundamental tanto el aspecto de la rentabilidad como el de la eficiencia o productividad. Y en el análisis de la rentabilidad y su relación con la capacidad instalada de la empresa y la actividad realizada duran- te el período es esencial el cálculo y análisis del punto muerto o umbral de la rentabilidad, sobre la base de distinción entre costes fijos (de estructura o de capacidad instalada) y variables (de actividad de la explotación). Tanto para el mantenimiento del nivel de actividad como para su reducción o ampliación es fundamental este análisis coste-volumen-beneficio, así como sus derivadas de riesgo en la expansión o dificultad en la reducción, según deba de hacerse modifi- cando costes fijos (estructuras productivas) o variables (nivel de rotación en la actividad). La eficiencia o productividad y su directa relación con la competitividad y, por tanto, con la sostenibilidad, es asimismo esencial. Los ratios, así como la compo- sición y reparto de los «excedentes» o valores añadidos que se dan entre la gestión empresarial y los «agentes implicados», permiten sentar las bases del plantea- miento de estrategias en este área de la productividad y establecer objetivos me- dibles en la nueva estrategia de responsabilidad social corporativa y su incidencia en los steakholders. Esta es la línea que se sigue en esta obra, y de ahí la satisfacción personal por prologarla, como dije anteriormente. Pero, como también señalé, hay una segunda satisfacción que hace referencia

a los autores de este trabajo. Todos ellos iniciaron y continuaron su labor univer- sitaria formando parte de mi equipo, o de los equipos de investigación y docencia dirigidos y coordinados por colaboradores directos míos. Es fácil, pues, entender la satisfacción y el orgullo que siento al prologar esta obra, después de comprobar el magnífico trabajo realizado y cómo una línea iniciada hace ya bastantes años en la Universidad Complutense se ha ampliado a otras Universidades, adquirien- do especial relevancia en la de Castilla La Mancha, a la que también estoy unido por muchos lazos y desde hace muchos años. Esta obra supone además el desarrollo práctico de las teorías elaboradas sobre el análisis y, por tanto es el complemento adecuado para completar su utilidad tanto a los profesionales del análisis en los mercados y en las empresas, como a

los investigadores en las nuevas líneas que sobre la «imagen fiel» o el «fair value» se van implantando y desarrollando a través de las normas, criterios de valoración

y principios contables internacionales y en las normas de auditoria, asimismo en

evolución. El planteamiento de los distintos casos prácticos que contiene este trabajo permite, en sus enunciados, conocer cuál es la información cualitativa y cuantita- tiva necesaria para el análisis y la resolución de los casos, así como establecer el

Prólogo

diagnóstico sobre la situación patrimonial, económica y financiera de la empresa analizada, proponiendo posibles acciones para su futuro. Por todo ello repito mi satisfacción por participar en este trabajo y mi mayor felicitación a los autores. Les auguro los resultados que se merecen, es decir, los mejores.

Madrid, a 30 de noviembre de 2011

PEDRO RIVERO TORRE

Catedrático de Economía Financiera y Contabilidad. Universidad Complutense

Presentación

La obra que presentamos se enmarca en la disciplina de Contabilidad, y con- cretamente en la asignatura de Análisis Contable, presente en todos los planes de estudio del Grado en Administración y Dirección de Empresas. La metodología de esta asignatura se basa fundamentalmente en métodos e instrumentos de aná- lisis contable, que tienen su desarrollo en supuestos prácticos. Se parte de la con- sideración de que los alumnos o personas que van a acometer estos estudios tie- nen los suficientes conocimientos de Contabilidad. Esta línea de trabajo complementará la estrictamente teórica, que, por su na- turaleza, opera sobre contenidos dentro de un marco conceptual desarrollado en la ciencia contable, con el fin de que sean aplicados en la realidad económica y financiera. El estudio de la información contable de una forma secuencial, mediante la aplicación de métodos e instrumentos de análisis, es un procedimiento de acumu- lación y concentración de datos que permite a los agentes económicos internos acometer con fundamento la dirección y el control de la gestión empresarial, y a los externos conocer la verdadera situación económica-financiera de la empresa. Esta es la sistemática de trabajo que se ha tratado de imponer en el desarrollo de esta obra. La finalidad inicialmente perseguida con todo manual práctico de esta índole es agrupar el mayor número de supuestos que permita manifestar la aplicación de las distintas técnicas de análisis. Sin embargo, a veces no se presta la suficiente atención al orden o prioridad jerárquica en la determinación y manifestación de datos, cuya importancia es máxima en la actividad real de los negocios para una correcta y adecuada comprensión de la información lograda, que permita la ob- tención de conclusiones válidas para la toma de decisiones. Así pues, los numerosos casos prácticos recogidos en esta obra, ordenados secuencialmente, tratan de abordar con rigor y claridad la problemática que plan- tean las operaciones económicas y financieras de las empresas e, incluso, los prin-

Presentación

cipales acontecimientos con implicaciones económicas del entorno social y am- biental, y registradas mediante el aparato de procesamiento de información que, para tal fin, instrumentaliza la Contabilidad. La primera parte aborda el análisis patrimonial, comenzando con la proble- mática e importancia de la valoración de la empresa, conforme al criterio econó- mico, sustancial e histórico, y de acuerdo con los datos registrados en el balance de situación e información complementaria, para el posterior estudio de la posi- ción económica y financiera en que se encuentra inmersa. Esta primera parte se completa con el estudio del efecto de la inflación en las magnitudes contenidas en los estados financieros según las soluciones adoptadas en España sobre la actualización de balances; la clasificación funcional de éstos según el criterio de funcionalidad, liquidez y exigibilidad de los elementos del ac- tivo y pasivo respectivamente, y la premisa de la temporalidad, el año, acorde con lo establecido por el Plan General de Contabilidad; respecto a la gestión interna, el período medio de maduración, dependiendo del tipo de análisis que se vaya a realizar; posteriormente, se plantea y desarrolla la problemática de obtención del estado de cambios en el patrimonio neto, el estado de origen y aplicación de fon- dos y el estado de flujos de efectivo. Finalmente, se procede a la determinación del «período medio de madura- ción», parámetro fundamental para establecer en el tiempo las corrientes de dis- ponibilidad y exigibilidad, y así, a continuación, calcular y analizar el fondo de rotación necesario, magnitud objetivo que, mediante su comparación con el fondo de rotación existente, pone de relieve el grado de cumplimiento del plan fijado al comienzo del ejercicio económico objeto de estudio. La segunda parte se dedica exclusivamente al análisis financiero, iniciando el proceso de estudio con el análisis de la posición financiera de la empresa a través de la aplicación del coeficiente básico de financiación y otras condiciones comple- mentarias de estabilidad financiera, siguiendo con la aplicación de diferencias, ratios y porcentajes, y finalizando con el cálculo del coste de la financiación y coste del capital. En esta segunda parte también se contempla el estudio de las previsiones de tesorería y el efecto multiplicador de los fondos de amortización. La tercera parte se destina estrictamente al análisis económico, abordando, en primer lugar, el estudio de la clasificación funcional de la cuenta de pérdidas y ganancias, ya que el análisis de estados financieros, desde la perspectiva económi- ca, se centra en el examen profundo de la evolución de los resultados de la empre- sa, a tenor de la contemplación de los ingresos y costes, y en la rentabilidad de los capitales empleados, considerados en la vertiente del origen y de la aplicación. Tradicionalmente se habla del análisis del balance, aunque, en la práctica, la forma de examinar el resultado que figura en el mismo es a través de la cuenta de pérdidas y ganancias. En ésta se explica qué flujos de ingresos y gastos se han producido para que en el balance aparezca un aumento o disminución patrimo- nial, consecuencia del valor añadido en forma de beneficio o pérdida. Seguida-

Presentación

mente, se acomete el análisis del punto muerto o crítico en el entorno de la renta- bilidad empresarial, el análisis de las desviaciones según el estándar y, por último, el análisis de la productividad global. La cuarta y última parte se ha reservado para llevar a efecto el análisis global de los estados financieros de una empresa. En este sentido, es preciso tener en cuenta que este trabajo de análisis de balances y estados complementarios (con ejercicios resueltos y comentados) está centrado básicamente en las empresas in- dustriales y comerciales, postergando las del sector financiero, por las diferencias tan sustanciales que presentan (proceso económico, objetivos, características sin- gulares del sector, las diferentes normas contables que las rigen, etc.). No obstan- te, algunos de los instrumentos de análisis utilizados serán perfectamente aplica- bles en las empresas del sector financiero. Dado que se ha intentado seguir la estructura y terminología fijadas por el Plan General de Contabilidad para la presentación de los estados financieros, se sugiere que para completar estos estudios se consulten el citado Plan y la Orden JUS/206/2009, de 28 de enero, por la que se aprueban nuevos modelos para la presentación en el Registro Mercantil de las cuentas anuales de los sujetos obliga- dos a su publicación (BOE, 10 de febrero de 2009), así como cualquier otra dis- posición legal que les afecte. Los autores desean expresar su más sentido y sincero agradecimiento y reco- nocimiento al profesor don Pedro Rivero Torre por su permanente dedicación a la proyección de los profesores de la Universidad de Castilla-La Mancha, plasma- do, en esta ocasión, en el valioso trabajo realizado en la dirección, coordinación, revisión y, por tanto, discusión del contenido de este manual. Asimismo, es nece- sario agradecer a los compañeros su disposición para hacer posible que esta obra llegue hasta los alumnos y otros lectores, solicitando a todos ellos que sean gene- rosos con nuestro trabajo.

Cuenca, febrero de 2012.

LOS AUTORES

1

Análisis patrimonial

1.1. MÉTODOS DE VALORACIÓN DE EMPRESAS 1

La empresa K, S. A., que se dedica a la fabricación de un tipo específico de material de la construcción, fue fundada en el ejercicio económico que se cierra, presentando, al 31 de diciembre de 2X08, el balance de situación siguiente:

Balance

 

Activo

2X08

 

Patrimonio neto y Pasivo

2X08

A)

ACTIVO NO CORRIENTE

640.000

A)

PATRIMONIO NETO

640.000

 

II.

Inmovilizado material.

640.000

A-1)

Fondos propios.

640.000

 

1. Terrenos y construcciones.

300.000

I. Capital.

340.000

2. Instalaciones técnicas y otro inmovilizado material.

 

1.

Capital escriturado.

340.000

340.000

 

II.

Prima de emisión.

200.000

B)

ACTIVO CORRIENTE

400.000

VII. Resultado del ejercicio.

100.000

 

II.

Existencias.

400.000

B)

PASIVO NO CORRIENTE

400.000

 

1.

Comerciales.

400.000

 

II.

Deudas a largo plazo.

400.000

   

1.

Deudas con entida- des de crédito.

400.000

TOTAL

 

1.040.000

TOTAL

 

1.040.000

1 Este ejercicio está fundamentado en un trabajo anterior de los coautores Banegas, R. y Sánchez-Mayoral, F. (1994): Casos prácticos de análisis de Estados Financieros, p. 3. Albacete:

Tébar.

Análisis de Balances y Estados Complementarios

INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA

1. El epígrafe II «Inmovilizado material» del balance recoge las siguientes

cuentas:

 

2X08

(211) Construcciones

400.000

(213) Maquinaria

240.000

(216) Mobiliario

160.000

(281) Amortización acumulada del inmovilizado material

(160.000)

TOTAL

640.000

2. De acuerdo con la evolución de los precios en el período objeto de análi-

sis, y a tenor del método del Índice General de Precios, a la empresa le correspon- dería la siguiente revalorización del inmovilizado:

Construcciones

100.000 u.m.

Maquinaria

60.000 u.m.

Mobiliario

40.000 u.m.

Amortización acumulada del inmovilizado material

(40.000) u.m.

3.

Las magnitudes esperadas son las siguientes:

Precio de venta unitario del producto

20 u.m.

Coste variable unitario

10 u.m.

Coste fijo (depreciación = 200.000 u.m.)

300.000 u.m.

4. Se consideran los siguientes comportamientos estimados: las ventas y

compras se efectúan al contado; los stocks se valoran según el criterio de «coste variable»; los inmovilizados tienen asignada una vida útil de 5 años; las existen- cias estimadas como necesarias por término medio, a lo largo de los cinco años considerados, se elevan a 400.000 u.m., así como una tesorería de 100.000 u.m., para cubrir los desfases entre cobros y pagos. Tipo de interés/mercado: 10 %.

5. La actividad prevista es la siguiente:

 

Año 08

Año 09

Año 10

Año 11

Año 12

Venta en unidades físicas

40.000

60.000

100.000

70.000

50.000

Producción en unidades físicas

80.000

80.000

80.000

80.000

TRABAJO A REALIZAR

Análisis patrimonial

Presentación del balance de situación al 31 de diciembre de 2X08, según la valoración obtenida de la empresa conforme a los criterios histórico, sustancial y económico.

SOLUCIÓN

Presentación del balance de situación al 31 de diciembre de 2X08, según la va- loración obtenida de la empresa conforme a los criterios histórico, sustancial y eco- nómico.

1. Introducción

Para suministrar información financiera a terceros ajenos a la empresa, la ac- tualización de balances sólo se puede acometer mediante una disposición legal promulgada por la Administración del Estado, salvo aquellos elementos patrimo- niales (inversiones financieras) sometidos al criterio del valor razonable en la nor- mativa contable vigente. Sin embargo, desde el punto de vista de la gestión de la empresa, se pueden elaborar distintos estados de valor que faciliten profundizar en el conocimiento más completo y fidedigno de la realidad económico-financiera de la misma, favoreciendo una mejor conducción de la gestión operativa y de la toma de deci- siones empresariales. No obstante, y en pos de una mayor transparencia informativa, y siempre que no reste competencia a la empresa por la confidencialidad de los datos, se- ría aconsejable suministrar información adicional a terceros, como, por ejem- plo, estos estados de valor, ya que posiblemente supondría una mayor repu- tación empresarial que, a su vez, implicaría un mejor posicionamiento en el mercado.

2. Estados de valor

Los estados de valor responden a la presentación de los distintos valores de la empresa, en nuestro caso a través del balance de situación, y conforme a los cri- terios histórico, sustancial y económico. Así pues, al 31 de diciembre de 2X08, el balance de situación de la empre- sa K, S. A., puede presentar los elementos patrimoniales con distintos valores, de acuerdo con:

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Criterio histórico 2 :

De acuerdo con este criterio, el valor de la empresa será el que se desprende del balance de situación presentado al 31 de diciembre de 2X08, a precio de ad- quisición o coste de producción.

Criterio sustancial o actual:

A través del criterio sustancial o actual se intenta valorar la empresa conforme

a los valores actuales de sus activos y pasivos, siguiendo el planteamiento de cuál

sería el valor de los activos de tenerse que comprar 3 o vender 4 en ese momento, considerados dentro del conjunto de la «empresa», dado que se establece en virtud del requerimiento que asegure el mismo nivel de funcionalidad y rendimiento. El valor de la empresa, de acuerdo con este criterio, será el que se desprende

del balance de situación a costes históricos más la revalorización del permanente

o inmovilizado (sobrevaloración o subvaloración), fijo o circulante. La actualización del balance al final de todas las operaciones será:

Cta.

Denominación

DEBE

HABER

211

Construcciones

100.000

 

213

Maquinaria

60.000

 

216

Mobiliario

40.000

 

XXX

Cuenta de revalorización

 

160.000

281

Amortización acumulada del inmovilizado material

 

40.000

2 Según establece el PGC 2007, el coste histórico o coste de un activo es su precio de adquisición o coste de producción. El precio de adquisición es el importe en efectivo y otras partidas equivalen- tes pagadas o pendientes de pago, más, en su caso y cuando proceda, el valor razonable de las demás contraprestaciones comprometidas derivadas de la adquisición, debiendo estar todas ellas directa- mente relacionadas con ésta y ser necesarias para la puesta del activo en condiciones operativas. El coste de producción incluye el precio de adquisición de las materias primas y otras materias consumibles, el de los factores de producción directamente imputables al activo, y la fracción que razonablemente corresponda de los costes de producción indirectamente relacionados con el activo, en la medida en que se refieran al período de producción, construcción o fabricación, se basen en el nivel de utilización de la capacidad normal de trabajo de los medios de producción y sean necesarios para la puesta del activo en condiciones operativas. El coste histórico o coste de un pasivo es el valor que corresponda a la contrapartida recibida a cambio de incurrir en la deuda o, en algunos casos, la cantidad de efectivo y otros activos líquidos equivalentes que se espere entregar para liquidar una deuda en el curso normal del negocio.

3 Desde la vertiente de la compra, se suele aplicar el criterio Índice General de Precios (en tér- minos financieros), el de coste de reposición (en términos de capital físico, operativo), etc.

4 Desde la vertiente de la venta, se suele aplicar el criterio del valor razonable o el de realización (valor razonable menos costes de transacción) [

Análisis patrimonial

Inmovilizado

AAIM

Construcciones

100.000

X (40.000 × 100.000/200.000)

= 20.000

Maquinaria

60.000

Y (40.000 × 60.000/200.000)

= 12.000

Mobiliario

40.000

Z =

8.000

(40.000 × 40.000/200.000)

TOTAL

200.000

40.000

Finalmente, la presentación del balance de situación a valores actuales será:

Activo

2X08

Patrimonio neto y Pasivo

2X08

(211) Construcciones (214) Maquinaria (216) Mobiliario (281) Amortización acumulada del inmovilizado material (300) Existencias

500.000

(100) Capital social (110) Prima de emisión o asunción (XXX) Cuenta de revalorización (120) Resultados del ejercicio (170) Deudas a largo plazo con

340.000

300.000

200.000

200.000

160.000

100.000

(200.000)

400.000

entidades de crédito

400.000

TOTAL

1.200.000

TOTAL

1.200.000

Criterio económico:

Mediante el criterio económico se pretende obtener el valor de la empresa en base a los rendimientos futuros esperados en sentido de beneficio total y no pe- riódico, dado que se considera el beneficio por diferencia entre los ingresos cobra- dos y gastos pagados, y, por tanto, en sentido de flujo de tesorería, actualizados al momento en que se realiza la valoración. El «flujo de tesorería» responde a los inputs y outputs de cash-flow, y se de- nomina «criterio de caja o liquidez» (ingresos cobrados y gastos pagados). Este criterio se ha de utilizar para determinar el valor económico de la empresa, en lugar del criterio de «realización», que expresa la generación de derechos y obli- gaciones (ingresos y gastos).

Cuenta de resultados según el criterio de «realización»:

 

Año 08

Año 09

Año 10

Año 11

Año 12

Venta

800.000

1.200.000

2.000.000

1.400.000

1.000.000

Coste variable

400.000

600.000

1.000.000

700.000

500.000

Margen comercial

400.000

600.000

1.000.000

700.000

500.000

Costes fijos

300.000

300.000

300.000

300.000

300.000

Beneficio de explotación

100.000

300.000

700.000

400.000

200.000

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Cuenta de resultados según el criterio de «caja» o de «tesorería»

 

Año 08

Año 09

Año 10

Año 11

Año 12

Venta

800.000

1.200.000

2.000.000

1.400.000

1.000.000

Coste variable

800.000

800.000

800.000

800.000

0

Margen comercial

0

400.000

1.200.000

600.000

1.000.000

Costes fijos

100.000

100.000

100.000

100.000

100.000

Beneficio de explotación

(100.000)

300.000

1.100.000

500.000

900.000

Como ya se ha expresado, la valoración de empresas, a tenor de los rendimien- tos futuros, se obtiene contemplando la corriente de cobros y pagos, pero esta corriente se ha de actualizar, al momento que se pretende conocer la valoración, mediante una tasa de descuento o de actualización (normalmente coste de capital más una tasa de riesgo). Así, el valor de la empresa al 31 de diciembre será:

Factor de actualización (1 + 0,1) 0

=

1

1

×

(100.000)

Valor actual

=

(100.000)

(1 + 0,1) 1 (1 + 0,1) 2 (1 + 0,1) 3 (1 + 0,1) 4

= 0,9091

0,9091

×

300.000

=

272.730

= 0,8264

0,8264

×

1.100.000

=

909.040

= 0,7513

0,7513

×

500.000

=

375.650

= 0,6830

0,6830

×

900.000

=

614.700

VALOR ACTUALIZADO

(100.000)

Año 1/1

 

272.730

Año 2/1

909.040

Año 3/1

375.650

Año 4/1

614.700

Año 5/1

VALOR EMPRESA

 

2.072.120

Valor económico − Valor sustancial = Fondo de comercio 2.072.120 u.m. − 1.200.000 u.m. = 872.120 u.m.

Presentación del balance de situación a valores económicos

 

Activo

2X08

Patrimonio neto y Pasivo

2X08

(204) Fondo de comercio (211) Construcciones (214) Maquinaria (216) Mobiliario (281) Amortización acumulada del inmovilizado material (300) Existencias

872.120

(100) Capital social

340.000

500.000

(110) Prima de emisión o asunción

200.000

300.000

(XXX)

Cuenta de revalorización

160.000

200.000

(XXX)

Plusvalía del fondo de co-

mercio (120) Resultados del ejercicio

872.120

(200.000)

100.000

400.000

(170) Deudas a largo plazo con entidades de crédito

400.000

TOTAL

2.072.120

TOTAL

2.072.120

Consideraciones finales

Análisis patrimonial

En realidad, para llevar a efecto un análisis económico-financiero completo y de cierta profundidad de la empresa se necesita comenzar por preparar la infor- mación de tal manera que nos permita, con el manejo de diferentes métodos (ra- tios, porcentajes y diferencias), tener una visión lo más ajustada posible de la si- tuación efectiva de la misma. El primer paso en este proceso de análisis consiste en representar el verdadero valor de la empresa. En efecto, en un análisis económico-financiero completo no deberán iniciarse los procesos de mayor complejidad hasta no haberse verificado, calificado y valo- rado las diferentes partidas y los saldos de los estados contables, debido a que, de esta forma, la experiencia y el sentido común parecen aconsejar que se eviten jui- cios precipitados que puedan desembocar en una toma de decisiones erróneas. Es preciso tener en cuenta que la culminación del análisis de los estados financieros debe estar dirigido a proporcionar un conocimiento razonado y fundado de ma- nera permanente, tratando de que su fruto se traduzca en un incremento de la rentabilidad, sin poner en peligro la continuidad de la empresa en el tiempo. Además, la aplicación de estos métodos de valoración de empresas supon- dría cambios en la cuenta de pérdidas y ganancias, en la vertiente de los gastos, aumentando (subvaloración) o disminuyendo (sobrevaloración) el resultado del ejercicio. A título ilustrativo, y en referencia, por ejemplo, a la rentabilidad económica (RE), tendríamos tres valores del mismo indicador:

RE 1 = Beneficio antes de intereses e impuestos (BAII) Activo total neto (ATN) a valores históricos

RE 2 = Beneficio antes de intereses e impuestos (BAII) Activo total neto (ATN) a valores sustanciales

RE 3 = Beneficio antes de intereses e impuestos (BAII) Activo total neto (ATN) a valores económicos

Este afinamiento de valores del indicador de RE permitiría disponer de una visión más fundada sobre la situación y perspectiva de la empresa.

1.2. INCIDENCIA DEL FENÓMENO DE LA INFLACIÓN 5

La empresa MASA, S. A., refleja en la memoria correspondiente al ejercicio de 2X08 información sobre las siguientes rúbricas con los saldos que se señalan:

5 Ibídem, p. 11.

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Maquinaria Elemento de transporte Amortización acumulada del inmovilizado material

Maquinaria Elemento de transporte Amortización acumulada del inmovilizado material
Maquinaria Elemento de transporte Amortización acumulada del inmovilizado material

20.000 u.m.

20.000 u.m.

(2.400) u.m.

El saldo de las rúbricas «maquinaria» y «elemento de transporte» se encuentra constituido por las partidas que se relacionan:

Momento de

Conceptos

Valor

la compra

1-1-2X00

Inversión inicial en maquinaria.

10.000

1-1-2X00

Inversión inicial en elementos de transporte.

10.000

1-1-2X05

Inversión adicional en maquinaria.

5.000

1-1-2X05

Inversión adicional en elementos de transporte.

5.000

1-1-2X07

Inversión adicional en maquinaria.

5.000

1-1-2X07

Inversión adicional en elementos de transporte.

5.000

 

Saldo

40.000

El saldo de la rúbrica «amortización acumulada del inmovilizado material», concerniente tanto a la maquinaria como a elementos de transporte, está com- puesto por las siguientes partidas:

Momento de

Conceptos

Valor

la amortización

Ejercicio 2X00

Amortización del ejercicio

100

Ejercicio 2X01

Amortización del ejercicio

100

Ejercicio 2X02

Amortización del ejercicio

100

Ejercicio 2X03

Amortización del ejercicio

100

Ejercicio 2X04

Amortización del ejercicio

100

Ejercicio 2X05

Amortización del ejercicio

150

Ejercicio 2X06

Amortización del ejercicio

150

Ejercicio 2X07

Amortización del ejercicio

200

Ejercicio 2X08

Amortización del ejercicio

200

 

Saldo

1.200

Análisis patrimonial

Partiendo de esta situación, la empresa se acoge a la Ley de Presupuestos Ge- nerales de 2X08, de 31 de diciembre, referente a la revalorización de activos.

TRABAJO A REALIZAR

a) Los cálculos que permitan proceder a la revalorización máxima de los citados inmovilizados, al amparo de la mencionada Ley de Presupuestos Generales, teniendo en cuenta que:

— El valor sustancial o actual de la maquinaria, dado su grado de efi- ciencia y funcionalidad, asciende a 30.000 u.m.

— Para el elemento de transporte, el referido valor asciende a 20.000 u.m.

b) Elaborar, para ambos casos, las anotaciones contables de revalorización efectuadas en el ejercicio 2X09, momento en que se ha acometido la ac- tualización de valores.

Los coeficientes legales de revalorización establecidos para estos inmoviliza- dos son los siguientes:

Período de adquisición del bien

Coeficiente autorizado de revalorización

De 2X00 a 2X02 De 2X03 a 2X05

1,80

1,55

2X06

1,35

2X07

1,08

2X08

1

SOLUCIÓN

a) Determinación del valor máximo del inmovilizado, individualmente, elemen-

to por elemento, tanto para la maquinaria como para el elemento de transporte, por

aplicación de los coeficientes de revalorización.

   

Coeficientes de revalorización por aplicación de la LGP

Valor

Año de la inversión

Valor histórico antes de la revalorización

de revalorización

máxima

2X00

10.000

1,80

18.000

2X05

5.000

1,55

7.750

2X07

5.000

1,08

5.400

TOTAL

20.000

 

31.150

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Como consecuencia, el incremento de valor de las inversiones en el inmovili- zado material, de forma individualizada para uno y otro elemento, y una vez re- valorizadas al máximo, asciende a 11.150 u.m. (31.150 − 20.000), y de manera conjunta 22.300 u.m.

Determinación del valor máximo de las amortizaciones:

   

Coeficientes de revalorización por aplicación de la LGP

Valor

Año de

amortización

Valor histórico antes de la revalorización

de revalorización

máxima

2X00

100

1,80

180,00

2X01

100

1,80

180,00

2X02

100

1,80

180,00

2X03

100

1,55

155,00

2X04

100

1,55

155,00

2X05

150

1,55

232,50

2X06

150

1,35

202,50

2X07

200

1,08

216,00

2X08

200

1,00

200,00

TOTAL

1.200

 

1.701,00

El incremento de la amortización acumulada del inmovilizado material con- cerniente a uno de los elementos, después de la revalorización, será:

1.701 − 1.200 = 501 u.m.

Por tanto, la revalorización máxima de la amortización acumulada del inmo- vilizado material por aplicación de los coeficientes es de 1.002 u.m. (501 × 2).

b) Los saldos registrados contablemente de forma individual, son:

−Saldos máximos después de la revalorización:

Maquinaria Amortización acumulada del inmovilizado material

31.150

(1.701)

Valor neto

29.449

−Saldos antes de la revalorización:

Maquinaria Amortización acumulada del inmovilizado material

20.000

(1.200)

Valor neto

18.800

Análisis patrimonial

−Saldos máximos después de revalorización:

Elemento de transporte

31.150

Amortización acumulada del inmovilizado material

(1.701)

Valor neto

−Saldos antes de la revalorización:

Elemento de transporte Amortización acumulada del inmovilizado material

Valor neto

Por tanto, la revalorización máxima de ambos elementos será:

Después de la revalorización Antes de la revalorización

29.449 20.000 (1.200) 18.800 29.449 (18.800) 10.649
29.449
20.000
(1.200)
18.800
29.449
(18.800)
10.649

La anotación contable en el caso de la maquinaria para un valor igual o infe- rior a 30.000 u.m. para el ejercicio 2X09:

Cta.

Denominación

DEBE

HABER

213

Maquinaria

11.150

 

XXX

Cuenta de revalorización

 

10.649

281

Amortización acumulada del inmovilizado material

 

501

En relación a la maquinaria, los saldos contables al inicio de 2X09, después de la revalorización, ascenderían a:

Conceptos

Saldo

Maquinaria

31.150

Cuenta de revalorización

10.649

Amortización acumulada del inmovilizado material

1.701

En relación con la maquinaria, el saldo de la rúbrica «amortización acumulada del inmovilizado material» se compone, al final del proceso de revalorización, por:

Anterior a la revalorización

1.200

Revalorización

501

Amortización acumulada inmovilizado material (maquinaria)

1.701

Análisis de Balances y Estados Complementarios

La cuantía que sirve de base para realizar la aplicación de la cuota de amor- tización a partir de 2X09, incluyendo este período, será el valor de 31.150 u.m., resultante de la revalorización, y no el valor histórico de 20.000 u.m. (valor ante- rior a esa operación). En cuanto a la anotación contable, en el caso del elemento de transporte, para un valor igual o inferior a 20.000 u.m., hay que comentar que el valor máximo de este inmovilizado, deducidas las amortizaciones, no puede sobrepasar esa cifra de valor actual o sustancial. Por tanto, se deben dirigir los cálculos de la revalo- rización de este activo fijo o no corriente y de la amortización acumulada de tal manera que el valor resultante, una vez deducidas las amortizaciones, sea de 20.000 u.m.

Determinación de la revalorización en el caso del elemento de transporte:

 

Revalorización máxima

Menos valor por exceso de revalorización aplicación del coeficiente

 

Concepto

por aplicación

del coeficiente

A

revalorizar

Elemento de transporte

11.150

X

= R1

AAIM

(501)

− (Y)

= R2

 

10.649

9.449

1.200

La revalorización máxima del elemento de transporte por aplicación de los coeficientes legales, deducidas las amortizaciones acumuladas, ascendería a un valor neto de 29.449 u.m., incumpliendo la condición de este segundo caso, que decía que puede sobrepasar los 20.000 u.m. Hemos de observar que el valor neto máximo después de la revalorización ha quedado fijado:

Elemento de transporte Amortización acumulada del inmovilizado material

31.150

(1.701)

 

29.449

El exceso de valor sobre la condición fijada será de:

29.449 − 20.000 = 9.449

De donde se deduce que no se puede revalorizar en 10.649 u.m., sino en la diferencia entre 10.649 − 9.449 = 1.200 u.m.

Análisis patrimonial

Ello supone resolver las expresiones anteriores, determinando las incógnitas «X» e «Y» mediante un procedimiento matemático sencillo como es una simple «regla de tres», de la forma siguiente:

10.649

9.449

11.150

X

donde X = 11.150 × 9.449

10.649

= 9.893 u.m.

X = 9.893 u.m.

R1 = 11.150 − 9.893 = 1.257 u.m.

10.649

9.449

501

Y

Y = 444 u.m.

donde Y = 501 × 9.449

10.649

= 444 u.m.

R2 = 501 − 444 = 57 u.m.

De tal modo, los cálculos anteriores llevarían a la situación siguiente:

 

Revalorización

 

Menos valor

   

máxima

por exceso

A

Concepto

por aplicación

del coeficiente

de revalorización

aplicación

del coeficiente

revalorizar

Elemento de transporte

11.150

9.893

=

1.257

AAIM

(501)

(444)

=

(57)

 

10.649

 

9.449

 

1.200

La anotación contable correspondiente a esta última situación manifestada para el ejercicio 2X09, será:

Cta.

Denominación

DEBE

HABER

213

Elemento de transporte

1.257

 

XXX

Cuenta de revalorización

 

1.200

281

Amortización acumulada del inmovilizado material

 

57

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Los saldos contables resultantes de la aplicación de esta revalorización al ini- cio de 2X09 responderían a:

Conceptos

Valor final

o saldo

Elemento de transporte

21.257

Reserva de revalorización

1.200

Amortización acumulada del inmovilizado material

(1.257)

Respecto al elemento de transporte, la composición del saldo de la rúbrica «amortización acumulada del inmovilizado material», será:

Situación anterior a la revalorización Revalorización

1.200

57

 

1.257

En este caso, la cuantía que sirve de base para realizar la aplicación de la cuo- ta de amortización a partir de 2X09, incluyendo este período, será el valor de 21.257 u.m. resultante de la revalorización limitada, por ejemplo, al valor de mer- cado de este inmovilizado, y no 20.000 u.m. de la posición inicial (valor histórico). En resumen, la situación general quedaría:

Conceptos

Saldo

Maquinaria

31.150

Elemento de transporte

21.257

Reservas de revalorización

11.849

Amortización acumulada del inmovilizado material

(2.958)

Consideraciones finales

En base a lo expuesto, se puede destacar que el fenómeno de la inflación afecta de manera significativa a la información contenida en los «estados financieros». En este sentido, la inflación se traduce en un fenómeno primordial a contemplar a la hora de preparar la información contable para el análisis económico y financiero de la empresa, puesto que exige revisar las hipótesis consideradas aceptables en el pasado. En efecto, el fenómeno de la inflación incide, por ejemplo, en el activo fijo o no corriente, de manera que produce unos fondos de amortización que son defi- citarios en términos de coste de reposición. Con ello se está obteniendo una cifra de beneficios inflada, habida cuenta que la dotación a la amortización que se de- trae de la cuenta de resultados, tanto por razones contables como fiscales, es in- suficiente para el mantenimiento del potencial económico de la empresa. En relación con el activo circulante (AC) sucede lo mismo, produciéndose un resultado inflado conforme se produce el consumo y su registro en la cuenta de

Análisis patrimonial

pérdidas y ganancias, a precios históricos, aunque si bien su efecto es nocivo, en este estado financiero es inferior al ocasionado por el activo fijo o no corriente. Sin embargo, por la rapidez de su rotación (AC), reviste especial importancia res- pecto al balance, pues se pone de relieve que, para poder conservar en términos físicos o reales los niveles de la actividad productiva y comercial actuales, será preciso inyectar a la sociedad nuevos fondos financieros. Cuando la contabilidad ofrece una cifra de beneficios ficticia, superior a la real, ese hecho se traduce en una serie de implicaciones tanto financieras como fiscales, y el ignorarlo puede conducir a la empresa, entre otros efectos nocivos, a la sobrepresión fiscal, que incide en su capacidad de autofinanciación futura, y a la descapitalización, siempre que la presentación de resultados inflados suponga una distribución de dividendos a los accionistas. Por otro lado, en situaciones de inflación, los inversores y las instituciones fi- nancieras intentan paliar el efecto negativo que produce la depreciación moneta- ria en el valor real del dinero que prestan, disminuyendo los plazos de concesión del crédito, de manera que el dinero prestado esté afectado durante el tiempo más reducido posible, siendo un hecho que ha acontecido con cierta frecuencia, al menos en las décadas de los setenta y ochenta del siglo XX. Además, para evitar los efectos negativos de la inflación, tratan de imponer casi con exclusividad ope- raciones con tipos de interés elevados o tipos de interés flotantes, incluyendo en muchas ocasiones una cláusula de incremento automático de la tasa de interés anual en función de este fenómeno de la tasa de inflación. Por otra parte, en períodos de inflación se aplican políticas monetarias restric- tivas por los Gobiernos, que introducen reducciones en la masa monetaria y, por ende, déficit de oferta monetaria, apareciendo el problema de la escasez del dine- ro, que crea dificultades de tesorería a las empresas, planteándose una grave situa- ción cuando las mismas deben afrontar los pagos de intereses y devolución de parte del principal del préstamo que corresponda. Al confluir estas obligaciones de pago y ser cada vez menores los plazos de los créditos, las sociedades no gene- ran, a través de la inversión acometida con la financiación recibida, la suficiente liquidez, a través de los ingresos, para cubrir dichas obligaciones de pago. De ahí la importancia de contemplar uno de los objetivos proclamados: la incidencia del fenómeno de la inflación. No obstante, y ante la situación económica actual, podría darse otro fenóme- no contrario al de la inflación, la deflación, que es la bajada persistente del nivel general de precios de los bienes y servicios, y que responde a una caída de la de- manda como consecuencia de una recesión generalizada (la oferta de dichos bie- nes y servicios es superior a la demanda, como, por ejemplo, en el caso del sector inmobiliario), pudiendo surtir efectos más negativos que la citada inflación. Por tanto, quizá habría que considerar la deflación como un fenómeno pro- bable de darse en estos tiempos de turbulencias económicas, que genera enormes incertidumbres y abre futuros escenarios de difícil predicción. Este fenómeno lle- varía a una reducción del consumo de las familias y de los inversores en general,

Análisis de Balances y Estados Complementarios

dado que el dinero adquiere mayor poder adquisitivo (valor) cada día que trans- curre sin invertir, sin gastar. Esto supondría una disminución de la actividad y, por ende, de los resultados de la empresa, derivando en mayores despidos de per- sonal, lo que agravaría la coyuntura actual.

1.3. CLASIFICACIÓN FUNCIONAL DEL BALANCE 6

La empresa AXA, S. A., dedicada a la fabricación y venta de componentes eléctricos, presenta, a 31 de diciembre de 2X08, el siguiente balance de situación (en miles de u.m.):

Balance

 

Activo

2X08

 

Patrimonio neto y Pasivo

2X08

A)

ACTIVO NO CORRIENTE

187

A)

PATRIMONIO NETO

171,8

 

III.

Inmovilizado intangible.

4

A-1)

Fondos propios.

171,8

 

5.

Aplicaciones informáticas.

4

III.

Capital.

120

 

III.

Inmovilizado material.

138

 

1.

Capital escriturado.

120

 

1. Terrenos y construcciones.

115

 

III.

Reservas.

40,8

2. Instalaciones técnicas y otro inmovilizado material.

 

1. Legal y estatutarias.

12

23

2. Otras reservas.

28,8

 

III.

Inversiones inmobiliarias.

15

 

IV.

(Acciones y participaciones en

 

1.

Terrenos.

15

 

patrimonio propias).

(12)

 

IV.

Inversiones en empresas del grupo y asociadas a largo plazo.

 

IV.

Resultados de ejercicios ante-

 

30

 

riores.

(7)

1. Instrumentos de patrimonio.

20

2.

(Resultados negativos de

2. Créditos a empresas.

10

 

ejercicios anteriores).

(7)

   

VII.

Resultado del ejercicio.

30

B)

ACTIVO CORRIENTE

26,8

B)

PASIVO NO CORRIENTE

20

 

IIII. Existencias.

10

 

II.

Deudas a largo plazo.

20

 

1.

Comerciales.

10

 

1.

Obligaciones y otros valores negociables.

 

IIII. Deudores

comerciales y otras

 

20

 

cuentas a cobrar.

9

C)

PASIVO CORRIENTE

22

1.

Clientes por ventas y presta- ciones de servicios.

 

8

 

III.

Deudas a corto plazo.

15

 

7.

Accionistas (socios) por de-

 

2.

Deudas con entidades de

 

sembolsos exigidos. IVI. Periodificaciones a corto plazo.

1

 

crédito.

15

0,3

 

V.

Acreedores comerciales y otras cuentas a pagar.

VII. Efectivo y otros medios líquidos equivalentes.

 

7

7,5

1.

Proveedores.

7

 

1.

Tesorería.

7,5

 

TOTAL

 

213,8

TOTAL

 

213,8

6 Ibídem, p. 21.

Análisis patrimonial

INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA

1. El período medio de maduración 7 normal de la empresa AXA, S. A., es

de 100 días.

2. Un exceso de tesorería que se venía arrastrando durante varios años, y que

se pensaba sería permanente, llevó a la dirección a adoptar la decisión de adquirir, junto con otras empresas, una finca de caza en la cual se invirtieron 15.000 u.m.

3. El epígrafe II «Inmovilizado material» del balance, recoge las siguientes

cuentas:

 

2X08

(210) Terrenos y bienes naturales

25.000

(211) Construcciones

100.000

(213) Maquinaria

20.000

(216) Mobiliario

5.000

(281) Amortización acumulada del inmovilizado material

(12.000)

TOTAL

138.000

4. El saldo de la cuenta (2423) «Créditos a largo plazo a empresas del grupo»

tiene el siguiente vencimiento: el 18 de marzo de 2X09, 3.000 u.m., y el 23 de sep- tiembre de 2X09, 7.000 u.m., encontrándose sin clasificar debidamente en el balance.

5. La finalidad de la autocartera que presenta la empresa es la de reducir su

capital social.

6. El período medio de cobro a los clientes es de 60 días; sin embargo, en el

saldo de éstos a final del ejercicio se incluye un crédito a un ente público, por im- porte de 1.000 u.m., el cual hará frente al mismo el día 4 de octubre de 2X09.

7. Si bien aún queda por celebrarse la Junta General que apruebe las cuentas

anuales presentadas, existe una propuesta de que el reparto del saldo de la cuenta de pérdidas y ganancias sea el que figura en la memoria. Dicha propuesta es la siguiente:

A sanear pérdidas: 7.000 u.m.

A reservas voluntarias: 13.000 u.m.

A dividendos: 10.000 u.m.

7 El PMM es una herramienta necesaria para acometer el análisis financiero, al medir el tiempo que transcurre desde que se invierte una unidad de inversión hasta que se desinvierte y se convierte en liquidez; en la segunda parte de este trabajo se mostrarán ejercicios con los procedimientos de cálculo. No obstante, el PMM también es la herramienta que se utiliza para la clasificación funcio- nal del balance dentro del análisis patrimonial, discriminando el corto del largo plazo en el activo y pasivo.

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Respecto de los dividendos, está previsto que, previa autorización de la Junta General, sean repartidos el 1 de abril de 2X09.

8. El empréstito emitido tiene el siguiente vencimiento: 5.000 u.m., el 3 de

febrero de 2X09, y el resto en el ejercicio 2X10. Respecto a la parte del emprés- tito con vencimiento en 2X09, ha sido mal registrada, ya que, debiendo figurar

en una cuenta de pasivo corriente, aparece en una de permanente, la de pasivo no corriente.

9. El vencimiento de las deudas registradas a corto plazo es el siguiente: el

10 de febrero de 2X09 8.000 u.m., y el 6 de diciembre de 2X09 7.000 u.m.

10. En el saldo de proveedores 8 se incluye la deuda con un suministrador,

por importe de 3.000 u.m., que se abonará el 6 de noviembre de 2X09.

11. Los instrumentos de patrimonio que figuran en el activo no corriente del

balance se corresponden con una cartera de control.

TRABAJO A REALIZAR

Presentar el anterior balance de situación a 31 de diciembre de 2X08, clasifi- cado funcionalmente.

Consideraciones generales

El análisis patrimonial va dirigido esencialmente a preparar la información contable del balance de tal forma que faculte la representación más exacta posible de la situación del patrimonio de la empresa, y así servir, posteriormente, como soporte documental correctamente preparado para el análisis económico y finan- ciero. Esta forma de actuar, en definitiva, posibilitará una visión más amplia y completa de la situación patrimonial (análisis patrimonial), financiera (análisis financiero) y de los resultados (análisis económico). La clasificación funcional del balance incluye y abarca una de las parcelas del análisis patrimonial. Esta clasificación se estructurará en función del tipo de aná- lisis que se vaya a realizar posteriormente y de la profundidad con que se quiera acotar el mismo.

SOLUCIÓN

Presentar el anterior balance de situación a 31 de diciembre de 2X08, clasificado funcionalmente (visión a corto plazo).

8 Las sociedades deberán publicar de forma expresa las informaciones sobre plazos de pago a sus proveedores en la memoria de sus cuentas anuales, a partir de los correspondientes al ejercicio 2010, en virtud de la Ley 15/2010, de 5 de julio, de modificación de la Ley 3/2004, de 29 de diciembre, por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales.

Análisis patrimonial

El período medio de maduración es una unidad «tiempo» que mide lo que tarda una unidad de inversión en recorrer el ciclo productivo en sentido econó-

mico. Entre sus distintas aplicaciones se encuentra la de servir como paráme- tro que permite la adscripción de los elementos patrimoniales al activo o pasi- vo circulante y, en su caso, a otros corrientes, y al activo y pasivo no corriente

o fijo. Así pues, los activos consumidos y los pasivos reembolsados durante

un ciclo de explotación serán considerados respectivamente como activos y pa- sivos circulantes u otros corrientes, formando parte del fijo o no corriente el resto. Respecto de los terrenos, si se trata de la materialización de los fondos de amortización, se recomienda su clasificación en el activo fijo o no corriente reali- zable, con la consideración de inmovilizado material afecto a la explotación, y no ajeno a la misma, ya que son necesarios para mantener el nivel de eficiencia cuan- do la empresa se vea abocada a reponer el equipo capital. De acuerdo con otra

concepción perfectamente aceptable, conforme a una visión a corto plazo, se con-

siderarían como ajeno a la explotación, pues no participan en la explotación has-

ta el momento preciso de su venta para la reposición del bien funcional en cues-

tión, afecto a la actividad ordinaria de la empresa. Esta problemática no sería de aplicación a los terrenos sobre los cuales están construidos los edificios propiedad de la empresa, debiendo atender a la funcionalidad del edificio en su totalidad para clasificar los primeros de uno u otro modo. En la solución de este supuesto existen unos bienes naturales que se adquieren como consecuencia de un exceso de tesorería, no respondiendo, por tanto, a la materialización de los fondos de amortización del inmovilizado. Debido a esta circunstancia se clasificarán como ajeno a la explotación. El resto de terrenos se clasifican como afectos a la explotación, por considerar que son la concreción de los fondos de amortización o que son parte de edificios propiedad de la empresa

y afectos a la explotación de la misma.

En lo que respecta a la amortización acumulada, existen varias posibilidades. En primer lugar, si se quiere representar el inmovilizado neto de la empresa, a fin de cumplir con una visión económica-financiera, deberá figurar en el activo res- tando al inmovilizado, tal y como aparece en el balance. Si lo que se pretende representar es el potencial productivo de la empresa en un determinado momento,

a fin de cumplir con una visión funcional, la amortización acumulada debería

figurar en el pasivo del balance. En este supuesto se ha tomado la primera de las opciones. Los valores mobiliarios, recogidos en el epígrafe IV.1. «Instrumentos de patri- monio», se manifiestan necesarios para llevar a efecto un desarrollo normal y armónico de la explotación, puesto que podrían ser utilizados, por ejemplo, para controlar a la empresa distribuidora de los artículos de ésta y así poder colocarlos en el mercado según su criterio. De tal forma, esta cuenta se ubicará en el activo fijo o no corriente realizable afecto a la explotación en el apartado «inversiones financieras».

Análisis de Balances y Estados Complementarios

Si existiesen valores adquiridos como consecuencia de un exceso transito- rio de tesorería, deberían ser considerados como activo corriente ajeno a la explotación, ya que esta adquisición no responde a una actividad típica de la empresa. Los «créditos a empresas del grupo», por importe de 10.000 u.m., no son «aje- nos a la explotación», por las mismas razones que los valores anteriores. Así pues, 7.000 u.m. de estos créditos quedarán en las inversiones financieras y, en la cuan- tía de 3.000 u.m., pasarán al activo corriente, como cuenta de transición, con la denominación «créditos a corto plazo a empresas del grupo», ya que el vencimien- to se sitúa en un plazo inferior al período medio de maduración. Las acciones propias pueden aparecer como resultado de dos opciones:

a) Adquisición de las propias acciones con el objetivo de reducir el capital social.

b) Adquisición de las propias acciones con un objetivo especulativo (p. e., para invertir excesos de tesorería o evitar una caída excesiva del precio bursátil, a niveles inferiores a su valor teórico), dado que dichas acciones tienen un valor que viene determinado por el mercado.

En cualquiera de las opciones, estas operaciones responden a una decisión empresarial que, en principio, tiene como efecto la reducción de recursos finan- cieros disponibles para el proceso productivo, temporal o definitiva. Por tanto, las acciones propias se clasificarán en el neto, con signo negativo, reduciéndolo. Para las cuentas deudoras por operaciones de tráfico con vencimiento supe- rior al período medio de maduración se utilizará, de acuerdo con el PGC-07, el epígrafe A.VII en el activo no corriente, con la denominación «deudores comer- ciales no corrientes». Este epígrafe se sitúa después de las inversiones financieras, lo que significa asignarle una localización dentro de un ámbito de naturaleza fi- nanciera. Esto se traduce en la posibilidad de considerar los clientes con venci- miento a largo plazo dentro del epígrafe «inversiones financieras». Por tanto, en el supuesto que nos ocupa, los derechos sobre clientes por valor de 1.000 u.m. pasarán a formar parte de las inversiones financieras, mientras el resto permanecerán en el activo circulante exigible. La cuenta «gastos anticipados» representa, en realidad, un derecho de cobro o uso y no de un servicio, como se podría pensar por su movimiento contable. Así pues, y a título de ejemplo, la existencia de unos gastos anticipados podría estar relacionada con la partida «cánones», registrando ésta aquellas cantidades fijas o variables que se satisfacen por el derecho al uso o a la concesión de uso de las distintas manifestaciones de la propiedad industrial. Luego, en el caso de produ- cirse el pago por anticipado, las anotaciones contables podrían quedar como se indica a continuación. El momento de formalización de la operación, con pago por anticipado de un período de tiempo superior al ejercicio cerrado, se contabilizará como:

Análisis patrimonial

Denominación

DEBE

HABER

Cánones

XXX

 

Tesorería

 

XXX

Momento de cierre del ejercicio objeto de análisis:

Denominación

DEBE

HABER

Gastos anticipados

XXX

 

Cánones

 

XXX

Como se puede observar, el concepto que está registrando la cuenta «cánones» es un servicio representativo del uso de una patente o propiedad industrial. Por otro lado, la de «gastos anticipados» representa un derecho al uso o de cobro por la cuantía concerniente al tiempo pendiente de disfrute en la utilización de la pa- tente. Por tanto, se ha llevado a efecto un cambio de sustancia, pues el «servicio» ha pasado a ser un «derecho de uso o de cobro». Todo ello nos lleva a ubicar los «gastos anticipados» en el apartado activo circulante exigible, que contiene los deudores de la empresa, siendo afecto a la explotación. El saldo de la cuenta de pérdidas y ganancias va a tener un triple destino:

7.000 u.m., a compensar las pérdidas de ejercicios anteriores.

13.000

u.m., a incrementar las reservas.

10.000

u.m. serán repartidas en forma de dividendos.

La parte que se destinará a compensar pérdidas incrementará los recursos propios que posee la empresa, por lo que debe figurar en el patrimonio neto, al igual que la parte destinada a incrementar las reservas. El reparto de dividendos ocasiona un pasivo exigible para la empresa en el momento en que ésta reconoce los mismos. Por tanto, la parte del saldo de la cuenta de pérdidas y ganancias destinada a dividendos deberá figurar en el pasivo ajeno a la explotación. Como el tiempo que ha de transcurrir hasta que se repar- tan tales dividendos es inferior al período medio de maduración de la empresa, el anterior pasivo exigible será del corriente. Las «obligaciones y bonos» que aparecen en el pasivo fijo o no corriente de- ben pasar al pasivo corriente por la cantidad de 5.000 u.m. como cuenta de tran- sición con la denominación «obligaciones y bonos a corto plazo», ya que el tiem- po que falta para la amortización de éstas es inferior al período medio de maduración. En la cuenta de «proveedores» se recoge el saldo con un suministrador por importe de 3.000 u.m., el cual corresponde reclasificar en el pasivo fijo o no co-

Análisis de Balances y Estados Complementarios

rriente como cuenta de transición, puesto que el aplazamiento concedido a este proveedor supera al «período medio de maduración» de la empresa. Lo mismo sucede con 7.000 u.m. del saldo de la cuenta de deudas a corto plazo con entida- des de crédito.

 

Activo

213.800 u.m.

A) ACTIVO FIJO O NO CORRIENTE

185.000

u.m.

AA.I.

AFECTO A LA EXPLOTACIÓN

170.000

u.m.

1. Material

138.000 u.m.

 

— Terrenos: 25.000 u.m. (ubicación del edificio)

— Construcciones: 100.000 u.m.

— Maquinaria: 20.000 u.m.

— Mobiliario: 5.000 u.m.

— AAIM: (12.000) u.m.

 

2. Intangible

4.000

u.m

 

Aplicaciones informáticas: 4.000 u.m.

 
 

3. Financiero

28.000

u.m.

 

— Participaciones en empresas del grupo: 20.000 u.m.

 

— Créditos a empresas del grupo: 7.000 u.m.

— Clientes: 1.000 u.m.

 

4. Cuentas de transición

IA.II.

AJENO A LA EXPLOTACIÓN

15.000

u.m.

 

Terrenos: 15.000 u.m.

 

B) ACTIVO CORRIENTE

28.800

u.m.

B.I.

ACTIVO CIRCULANTE (AFECTO A LA EXPLOTACIÓN)

24.800

u.m.

1. Realizable

10.000

u.m.

 

Existencias: 10.000 u.m.

 
 

2. Exigible

7.300

u.m.

 

— Clientes: 7.000 u.m.

 

— Gastos anticipados: 300 u.m.

 

3. Disponible

7.500

u.m.

 

Bancos: 7.500 u.m.

 
 

4. Cuentas de transición

IB.II.

OTRO ACTIVO CORRIENTE (AFECTO A LA EXPLOTA- CIÓN)

3.000

u.m.

1.

Cuentas de transición

3.000

u.m.

 

Créditos a empresas del grupo: 3.000 u.m.

 

B.III.

ACTIVO CORRIENTE (AJENO A LA EXPLOTACIÓN)

1.000

u.m.

 

Accionistas por desembolsos exigidos: 1.000 u.m.

 

Análisis patrimonial

 

Patrimonio neto y Pasivo

213.800

u.m.

A) PATRIMONIO NETO

 

161.800 u.m.

A.1)

FONDOS PROPIOS

IIIIII.

APORTACIONES EXTERIORES.

120.000 u.m.

 

Capital social: 120.000 u.m.

 

IIIIII. AUTOFINANCIACIÓN

41.800

u.m.

 

— Reservas legal y estatutarias: 12.000 u.m.

 

— Otras reservas: 28.800 u.m.

— Acciones y participaciones en patrimonio propias:

 

(12.000) u.m.

 

— Resultados negativos de ejercicios anteriores: (7.000) u.m.

— Resultado del ejercicio: 20.000 u.m.

A.2)

OTROS ELEMENTOS DE PATRIMONIO NETO

B) PASIVO FIJO O NO CORRIENTE

25.000

u.m.

IIB.I.

AFECTO A LA EXPLOTACIÓN

25.000

u.m.

— Obligaciones y bonos: 15.000 u.m.

 

— Cuentas de transición: 10.000 u.m.

• Proveedores: 3.000 u.m.

• Deudas a corto plazo con entidades de crédito: 7.000 u.m.

IB.II.

AJENO A LA EXPLOTACIÓN

C) PASIVO CORRIENTE

 

27.000

u.m.

IIC.I.

PASIVO CIRCULANTE (AFECTO A LA EXPLOTACIÓN)

4.000

u.m.

1. Débitos de provisión

4.000

u.m.

— Proveedores: 4.000 u.m.

 

2. Deudas financieras

3. Otros elementos de pasivo corriente

IC.II.

OTRO PASIVO CORRIENTE (AFECTO A LA EXPLOTA- CIÓN)

13.000

u.m.

— Deudas a corto plazo con entidades de crédito: 8.000 u.m.

 

— Cuentas de transición (obligaciones y bonos): 5.000 u.m.

C.III.

PASIVO CORRIENTE (AJENO A LA EXPLOTACIÓN)

10.000

u.m.

Dividendos a pagar: 10.000 u.m.

 

Análisis de Balances y Estados Complementarios

1.4. CLASIFICACIÓN FUNCIONAL Y EL MÉTODO DE LOS PORCENTAJES

La sociedad anónima W presenta los siguientes balances de situación referen- tes a los ejercicios 2X01, 2X02 y 2X03:

 

Activo

Denominación cuentas

 

Ejercicios

2X01

2X02

2X03

Terrenos y bienes naturales Construcciones Maquinaria Mobiliario A.A.I.M. Existencias Clientes Tesorería

8.000.000

8.000.000

8.000.000

30.000.000

34.000.000

34.000.000

4.000.000

4.000.000

5.500.000

2.000.000

3.000.000

3.000.000

(15.000.000)

(16.000.000)

(17.500.000)

12.000.000

9.000.000

8.000.000

7.000.000

6.000.000

6.500.000

4.000.000

4.500.000

3.500.000

TOTAL

52.000.000

52.500.000

51.000.000

Patrimonio neto y Pasivo

 

Denominación cuentas

 

Ejercicios

2X01

2X02

2X03

Capital social Reserva legal Reservas voluntarias Resultado del ejercicio Obligaciones y bonos Deudas a corto plazo con entidades crédito Hacienda pública, acreedor Organismos de la Seg. Social, acreedores Proveedores

10.000.000

10.000.000

10.000.000

1.500.000

2.000.000

2.000.000

2.500.000

3.500.000

3.500.000

4.000.000

5.000.000

5.000.000

18.000.000

15.000.000

12.000.000

3.000.000

3.500.000

4.500.000

2.000.000

1.500.000

2.000.000

2.000.000

2.000.000

2.000.000

9.000.000

10.000.000

10.000.000

TOTAL

52.000.000

52.500.000

51.000.000

INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA

1. Los incrementos en las reservas proceden de la distribución del beneficio del ejercicio anterior, habiéndose destinado el resto a dividendos, los cua- les se suelen abonar en el mes de mayo.

2. El beneficio se reparte en su totalidad en el ejercicio 2X02. En 2X01 y 2X03 se destinarán 1.500.000 u.m. a incrementar las reservas voluntarias, repartiéndose el resto en forma de dividendos.

Análisis patrimonial

3. El empréstito fue emitido el 30 de enero del ejercicio 2X00, amortizándo- se, por partes iguales, el 30 de enero de cada ejercicio, durante 6 años.

4. La deuda a corto plazo con una entidad financiera se ha venido renovan- do en julio de cada ejercicio.

5. El período medio de maduración de la sociedad es de 60 días.

6. El período medio de cobro a sus clientes es de 30 días, salvo el de ALFA, S. A., que realiza bastantes compras a la empresa, a quien se sue- le conceder 90 días. Los derechos de cobro, incluidos en los saldos finales de la cuenta clientes de cada uno de los ejercicios, correspondientes a ALFA, S. A., fueron:

 

Deudas comerciales de ALFA, S. A.

 

Fecha

Importes

Vencimiento

31-12-2X01

1.000.000

u.m.

20-3-2X02

31-12-2X02

1.200.000

u.m.

24-3-2X03

31-12-2X03

1.100.000

u.m.

12-3-2X03

7. La sociedad paga a sus proveedores a los 60 días, salvo a BETA, S. A., suministrador principal de W, S. A., quien viene concediendo un aplaza- miento de 90 días. Las deudas mantenidas al final de cada uno de los ejercicios con esta sociedad fueron:

 

Deudas comerciales con BETA, S. A.

 

Fecha

Importes

Vencimiento

31-12-2X01

700.000

u.m.

10-4-2X02

31-12-2X02

800.000

u.m.

21-3-2X03

31-12-2X03

900.000

u.m.

18-3-2X03

TRABAJO A REALIZAR

a) Establecer la estructura de los balances de W, S. A., de los ejercicios 2X01, 2X02 y 2X03, de acuerdo con una clasificación funcional válida para el análisis.

b) Calcular los porcentajes verticales y horizontales de los anteriores balan- ces de situación, una vez clasificados funcionalmente.

Análisis de Balances y Estados Complementarios

SOLUCIÓN

a) Establecer la estructura de los balances de W, S. A., de los ejercicios

2X01, 2X02 y 2X03, de acuerdo con una clasificación funcional válida para el aná-

lisis. Como paso previo, y antes de cualquier análisis relativo a la estructura finan- ciera y económica, es necesario clasificar funcionalmente el balance de acuerdo con el período medio de maduración de la empresa.

 

Activo

   

Ejercicios

 

Concepto

2X01

2X02

2X03

A)

ACTIVO FIJO O NO CORRIENTE

30.000.000

34.200.000

34.100.000

A.I.

AFECTO A LA EXPLOTACIÓN

30.000.000

34.200.000

34.100.000

Terrenos

 

8.000.000

8.000.000

8.000.000

Construcciones

30.000.000

34.000.000

34.000.000

Maquinaria

4.000.000

4.000.000

5.500.000

Mobiliario

2.000.000

3.000.000

3.000.000

(A.A.I.M.)

(15.000.000)

(16.000.000)

(17.500.000)

Clientes

 

1.000.000

1.200.000

1.100.000

A.II

AJENO A LA EXPLOTACIÓN

 

———

 

B)

ACTIVO CORRIENTE

22.000.000

18.300.000

16.900.000

B.I

ACTIVO CIRCULANTE (afecto a la ex- plotación)

22.000.000

18.300.000

16.900.000

1.

Realizable

     

Existencias

12.000.000

9.000.000

8.000.000

2.

Exigible

     

— Clientes

6.000.000

4.800.000

5.400.000

3.

Disponible

     

Tesorería

4.000.000

4.500.000

3.500.000

B.II.

OTRO ACTIVO CORRIENTE (afecto a la explotación)

 

———

 

B.III.

ACTIVO CORRIENTE (ajeno a la ex- plotación)

 

———

 

Análisis patrimonial

 

Patrimonio neto y pasivo

 
   

Ejercicios

 

Concepto

2X01

2X02

2X03

A)

PATRIMONIO NETO

15.500.000

15.500.000

17.000.000

A.1)

FONDOS PROPIOS

15.500.000

15.500.000

17.000.000

Capital social Reserva legal Reservas voluntarias Resultado del ejercicio

10.000.000

10.000.000

10.000.000

1.500.000

2.000.000

2.000.000

2.500.000

3.500.000

3.500.000

1.500.000

1.500.000

A.2)

OTROS ELEMENTOS DE PATRIMO- NIO NETO

 

———

 

B)

PASIVO FIJO O NO CORRIENTE

21.200.000

21.300.000

17.900.000

B.I.

AFECTO A LA EXPLOTACIÓN

18.700.000

16.300.000

14.400.000

Obligaciones y bonos Proveedores Deudas a c/p con entidades de crédito

15.000.000

12.000.000

9.000.000

700.000

800.000

900.000

3.000.000

3.500.000

4.500.000

B.II.

AJENO A LA EXPLOTACIÓN

2.500.000

5.000.000

3.500.000

Dividendo

2.500.000

5.000.000

3.500.000

C)

PASIVO CORRIENTE

15.300.000