Está en la página 1de 21

GRADAS

1. INTRODUCCION

Es frecuente en canales proyectar por diversas razones gradas o bruscas


desnivelaciones de fondo. Ellas pueden ser, como es más frecuente, bajadas de
nivel del fondo: “gradas de bajada”, pero puede haber aumentos bruscos de la cota
de fondo “gradas de subida”. Generalmente ambas son usadas en secciones
rectangulares en diversas aplicaciones prácticas.

2. GRADA DE BAJADA
Si las condiciones anteriores a la grada de bajada son de corriente tranquila y las
de canal que siguen son de corriente son torrentosas, la corriente antes de la grada
se acelera hasta a plomo de la caída el Bernoulli crítico y en sus vecindades la
profundidad crítica. Como los torrentes dependen de aguas arriba sucede que al pie
de la grada en la sección en que los filetes son paralelos y la altura de presión
coincide nuevamente con el nivel libre. La altura del torrente ht , depende de la
perdida de carga, pues ht es función del Bernoulli, que queda al pie de la grada.
La pérdida de carga a su vez depende de la altura de la grada y del gasto por
unidad de ancho principalmente. También puede aceptarse en general que depende
de la forma de la grada, pero esta influencia es nula mientras el paramento no sea
tan tendido que modifique la curva inferior de la napa viva.

q2
Como el gasto unitario q, es función de la altura crítica hc  , se puede decir
g
ht a
que ht es función de a y de hc o sencillamente que es función de ,
hc hc
ambas relaciones sin dimensiones.
En el paramento de la grada la razón de altura de presión en el fondo, vecino al
paramento y la profundidad crítica la siguiente relación:
p a a
 0.70  0.42 ; valido para 0.3   2.5 .
hc hc hc
a p
SI es mayor a 2.5 la napa es parcialmente aireada inferiormente y
hc hc
permanece constante en el valor:

Ing. Víctor Rendón Dávila


p
 0.70  0.42( 2.5)  1.75
hc
La Presión en la vena líquida sobre la grada, que no es hidrostática desde el nivel
libre si no menor es difícil de evaluar.
a ht
En vista a eso se ha medido experimentalmente en función el valor de que
hc hc
aparece en el grafico

La inspección de la figura nos muestra que la tendencia del valor de torrente


relativo a hacerse constante, cercano a 0.40, cuando la grada es grande,
correlativo a un río, limite del resalto rechazado, también constante cercano a
hr
 2.10 , revela que cualquiera sea la altura de la grada, basta que el río fijado
hc
por las condiciones de aguas abajo supere el valor de 2.10hc , para que el resalto
cubra el pie de la napa.

En el lugar en el que la napa llega al fondo, cuyo impacto es probablemente una de


las causas de la pérdida de carga, provoca un aumento de presión en el punto de
choque. Este aumento de la altura de presión queda en forma de campana, cuyo
valor relativo máximo obedece a la ecuación experimental:

Hm a
 1  0.625
hc hc

Ing. Víctor Rendón Dávila


El valor experimental de la distancia de este máximo de presión al paramento de la
grada va en la figura.

El gráfico que sigue permite calcular la distancia dt , a que se produce el torrente


dt a
ht , desde el pie de la grada Dt  en función de K 
ht hc

APLICACIÓN

Ing. Víctor Rendón Dávila


En un canal de 3 m. de ancho en el que discurre un gasto de 2 m3/s, hay una
bajada de 0.30 m. Se pide calcular todos los elementos enunciados para una grada,
si por ella hay escurrimiento crítico y es seguida de torrente.

Q 2 m2
q   0.67
b 3 s

q2 0.67 2
hc    0.357
g 9.8

a 0.3
K    0.84
hc 0.357

Calculo de la altura de aguas abajo:


ht
Xt   0.585
hc
ht  0.585 x 0.357  0.209m.

Determinación de la altura del río:


hr
Xr   1.59
hc
hr  1.59 x0.357  0.567m.

Calculo de la presión al pie de la grada:

Ing. Víctor Rendón Dávila


p a
 0.70  0.42  0.70  0.42 x 0.84  1.053
hc hc

p
 1.053 x 0.357  0.376m

Altura de Presión Máxima:

Hm a 0.30
 1  0.625  1  0.625  1.525
hc hc 0.357

Hm  1.525 x 0.357  0.54m.

Distancia de Altura de Presión Máxima del pie de la grada

dh
DH   1.95
hc

DH  1.95 x 0.357  0.678m.

Ing. Víctor Rendón Dávila


Distancia que se produciría el torrente de 0.209 m.

dt
Dt  
ht Dt  3.70 x0.357  1.32m.

Nota: Si las condiciones del lecho de río dan una altura inferior a 0.567 m, el
resalto será alejado del pie de la grada, si es mayor esta altura, el resalto cubrirá el
pie de la napa haciendo variar la presión máxima y su ubicación.

3. GRADA POSITIVA

Ing. Víctor Rendón Dávila


Fosrter y Skrinde investigaron la influencia de un escalón positivo de altura Zo,
sobre las características del salto hidráulico. Encontraron mediante las ecuaciones
Zo
de continuidad y de impulso que la altura relativa , se encuentra directamente
y1
Zo V1
relacionada con los parámetros , y Fr1  . Además, determinaron de
y1 gy1
forma experimental las curvas de la figura bajo la condición de que el pie del salto
hidráulico está a una distancia L  5( y 3  Zo) desde el escalón.

y3 V1
Con la ayuda del diagrama, para los valores dados de y Fr1  , se puede
y1 gy1
Zo
determinar la altura relativa necesaria del escalón de fondo , con lo cual
y1
queda definido el nivel de fondo. La longitud del lecho debería ser por lo menos
igual a L  5( y 3  Zo) .

Ing. Víctor Rendón Dávila


La energía disipada o sea la pérdida de energía H , es independiente de la altura
del escalón y se le puede determinar por la figura.

4. DISIPADOR CON UMBRAL CONTINÚO.

Los disipadores que en lugar de un escalón están limitados por un umbral continuo,
fueron analizados por Macha (1963), sobre modelos reducidos Los resultados para
los umbrales de sección rectangular y trapezoidal. La línea que representa la
y2 1 2
ecuación  ( 1  8 Fr 1  1) permite comparar los resultados de Macha con los
y1 2
de Salto hidráulico sobre fondo plano (s=0)

Ing. Víctor Rendón Dávila


Profundidades conjugadas en un amortiguador de energía con un dentellón continuo y ancho constante
de canal – Dentellón rectangular

Profundidades conjugadas en un amortiguador de energía con un dentellón continuo y ancho constante


de canal – Dentellón trapezoidal

5. DISIPADOR CON UMBRAL DISCONTINUO

Inmediatamente aguas debajo de un escalón, y en forma mucho más intensa aguas


abajo del umbral se originan remolinos de fondo en la solera del canal. Si el fondo
no está adecuadamente protegido en esta zona, existe grave riesgo de socavación
(erosión de fondo).

Ing. Víctor Rendón Dávila


6. DISIPADOR SUMERGIDO

Dimensionar un disipador aguas debajo de túneles o de galerías, se complica


porque la salida del Túnel puede quedar sumergida. Para un caudal dado la
sumersión afecta las condiciones del flujo aguas arriba del disipador. Si se supone
que se conoce que se conocen la profundidad y2 de aguas abajo y la energía
específica (Ho1) de aguas arriba, se puede encontrar la relación para la altura ys de
sumersión, con la ayuda de las ecuaciones de continuidad y del impulso en el caso
bidimensional.
1/ 2
ys   y 
 1  2 Fr 2 1  2 
y2   y1 
q2
Donde Fr 2  3 con
q  y1 2 g  ( Ho)1  y s  ; se puede obtener una segunda
gy 2
ys
ecuación para , a partir de las consideraciones de energí, tal como sigue:
y2

ys ( Ho)1 y  y 
 N  1  2N  N 2 , donde N  2 1 1  1 
y2 y2 y2  y2 

Ing. Víctor Rendón Dávila


Ing. Víctor Rendón Dávila
DISEÑOS GENERALIZADOS

DISIPADOR SAF: (San Anthony Falls: Cataratas de San Antonio)


Se recomienda para ser utilizado en estructuras pequeñas, obras de salida y
canales donde F1  1.7 a 17. La reducción de la longitud en el disipador,
conseguida por el uso de accesorios diseñados para el mismo es de alrededor del
80% (70 % a 90%).
La utilización de este tipo de estructuras en sistema de gran altura puede dar lugar
a la generación de fenómenos de Cavitación.
Las reglas de diseño son:
4.5 y 2
 La longitud de la Piscina de Disipación LB  0.76
F1
 La altura de los bloques de entrada y los bloques del piso es y1 y su
ancho y espaciamiento es aproximadamente 0.75 y1
 La distancia desde el extremo de aguas arriba del Disipador hasta los
LB
bloques del piso es .
3
 No deben localizarse bloques en el piso mas cerca de las paredes
3 y1
laterales que
8
 Los bloques del piso deben localizarse aguas abajo enfrentados a las
aberturas entre los bloques de la rápida.
 Los anchos del piso deben ocupar entre 40% y el 55% del ancho de la
Piscina de Disipación.
 Los anchos y el espaciamiento de los bloques del piso para los
Disipadores divergentes deben incrementarse en proporción al aumento
del ancho de la Piscina de Disipación en la sección donde se localiza los
bloques.

Ing. Víctor Rendón Dávila


 La altura del umbral de salida está dada por C  0.07 y 2 , donde y 2 , es
la profundidad recuente teórica, correspondiente a y1 .
 La profundidad de salida de aguas abajo por encima del piso del
2
F
Disipador está dada por y 2  (1.10  1 ) y 2 , para F1  1.7 a 5.5, y
´

120
2
´ F1
y 2  0.85 y 2 para F1  5.5 a 11; y
´
y 2  (1.00  ) y 2 , para F1  11
800
a 17
 La altura de los muros laterales por encima de la profundidad de salida
y2
máxima esperada está dada por z .
3
 Los muros de salida deben ser iguales en altura a los muros laterales de
la Piscina de Disipación y su parte superior debe tener una pendiente de
1 en 1.
 El muro de salida deben localizarse con un ángulo de 45° con respecto al
eje central de la salida.
 Los muros laterales pueden ser paralelos (como en la Piscina de
Disipación rectangular) o diverger como una extensión de los muros
laterales de la transición (como en una Piscina de Disipación
trapezoidal).
 Debe utilizarse un muro cortina de profundidad nominal en el extremo de
la Piscina de Disipación.
 El efecto del atrapamiento de aire no se considera en el diseño.

Ing. Víctor Rendón Dávila


Sección Central

A partir de los estudios intensivos de muchas estructuras existentes y de


investigaciones de laboratorio, el U. S. Bureau of Reclamation desarrolló varios
tipos de diseños generalizados de Piscinas disipadores.

DISIPADOR USBR I La Piscina USBR I lo origina un resalto hidráulico que ocurre


en un piso plano sin ningún accesorio, y puede diseñarse con facilidad siguiendo los
principios descritos en las secciones iniciales. Sin embargo, tal Piscina por lo
general nos es muy práctico, debido a que su longitud lo hace costoso y a su falta
de control.

Ing. Víctor Rendón Dávila


DISIPADOR USBR II. El cuenco USBR III se diseña para un propósito similar al
del cuenco SAF, pero tiene un factor de seguridad mayor, ajustado a las
necesidades del Bureau. El comportamiento de este disipador indica que su longitud
y la del resalto pueden reducirse alrededor del 60%, con accesorios en comparación
con e180% para el cuenco SAF.

Por consiguiente, el cuenco SAF es más corto y más económico, pero menos
seguro.

La Piscina de Disipación USBR II se desarrolló para disipadores de uso común en


vertederos de presas altas y de presas de tierra y para estructuras de canales
grandes.
La Piscina contiene bloques en la rápida del extremo de aguas arriba y un umbral
dentado cerca del extremo de aguas abajo. No se utilizan bloques de impacto
debido a que las velocidades relativamente altas que entran al resalto pueden
causar cavitación en dichos bloques.
En la figura se muestran el diseño detallado y los datos necesarios para el cálculo.

Las reglas recomendadas para el diseño son las siguientes:

 Fijar la elevación del piso para utilizar la profundidad secuente de aguas


abajo completa, más un factor de seguridad adicional si es necesario.
Las líneas punteadas de la figura sirven como guía para diferentes
relaciones de la profundidad real de aguas abajo con respecto a la

Ing. Víctor Rendón Dávila


profundidad secuente. Estudios de diseños existentes indican que la
mayor parte de los disipadores se diseñaron para profundidades de
salida secuentes o menores. Sin embargo, existe un límite, el cual es
establecido por la curva denominada Mínima profundidad de salida, que
indica el punto para el cual el frente del resalto se mueve hacia afuera de
los bloques de la rápida. En otras palabras, cualquier reducción adicional
de la profundidad de salida hará que el resalto se salga del cuenco; es
decir, producirá un "barrido de resalto". La Piscina no debe diseñarse
para una profundidad menor que la secuente. Para mayor seguridad, de
hecho, el Bureau recomienda un margen de seguridad mínimo del 5% de
D2, que debe sumarse a la profundidad secuente.

 El cuenco II puede ser efectivo hasta un número de Froude tan bajo


como 4, pero para valores menores esto no necesariamente es cierto.
Para valores bajos, se recomiendan diseños que consideren la supresión
de ondas.
 La longitud del cuenco puede obtenerse de la curva de longitud del
resalto dada en la figura.

Ing. Víctor Rendón Dávila


 La altura de los bloques de la rápida es igual a la profundidad D1 del
flujo que entra al disipador. El ancho y el espaciamiento deben ser
aproximadamente iguales a D1 ; sin embargo, esto puede modificarse
para eliminar la necesidad de fracciones de bloques. Con respecto a las
paredes laterales es preferible un espaciamiento igual a 0.5 D1 para
reducir salpicaduras y mantener presiones adecuadas.
 La altura del umbral dentado es igual a 0.2 D1 , y el ancho máximo y el
espaciamiento máximos recomendados son aproximadamente O.15D 2.
En este diseño se recomienda colocar un bloque adyacente a cada pared
lateral (figura). La pendiente de la parte continua del umbral de salida es
2:1. En el caso de cuencos angostos, lo cual involucraría sólo algunos
dientes según la regla anterior, es recomendable reducir el ancho y el
espaciamiento, siempre y cuando esto se haga de manera proporcional.
La reducción del ancho y del espaciamiento en realidad mejora el
comportamiento en estos cuencos; luego los anchos y los espaciamientos
mínimos entre los dientes se establecen sólo por consideraciones
estructurales.

Ing. Víctor Rendón Dávila


 No es necesario escalonar los bloques de la rápida y el umbral dentado.
De hecho, esta práctica no es recomendable desde un punto de vista
constructivo.
 Las pruebas de verificación sobre los Disipadores II no indican cambios
perceptibles en la acción del disipador con respecto a la pendiente de la
rápida aguas arriba de la Piscina. En estas pruebas la pendiente de la
rápida varía desde 0.6:1 a 2: 1. En realidad, la pendiente de la rápida
tiene un efecto sobre el resalto hidráulico en algunos casos. Es

Ing. Víctor Rendón Dávila


recomendable que la intersección aguda entre la rápida y el cuenco se
remplace por una curva de radio razonable ( R  4D1 ), cuando la
pendiente de la rápida es 1:1 o mayor. Los bloques de la rápida pueden
incorporarse a la superficie curva con tanta facilidad como a las planas.
En rápidas empinadas la longitud de la superficie superior de los bloques
debe hacerse lo suficientemente larga para deflectar el chorro. Las reglas
anteriores darán como resultado una Piscina de Disipación más segura
para vertederos con caída hasta 60 m. y para caudales hasta 46
m3/s/m, siempre y cuando el chorro que entra al cuenco sea
razonablemente uniforme tanto en velocidad como en profundidad. Para
caídas superiores, caudales unitarios mayores o asimetrías posibles, se
recomienda un estudio en modelo del diseño específico.
 Los perfiles aproximados para la superficie del agua y para las presiones
de un resalto en el cuenco se muestran en la figura d
.

DISIPADOR USBR III

Caudal unitario hasta 18.6 m2/s, Velocidad de 15 a 18 m/s, Longitud Piscina 2.8
Conjugado.

DISIPADOR USBR IV

Cuando el F1  2.5 a 4.5 se producirá un resalto oscilante en el la Piscina de


Disipación, el cual genera una onda que es difícil de atenuar. Se diseña para
eliminar la onda de la fuente. Esto se lleva acabo intensificando el remolino que
aparece en la parte superior del salto, con los chorros direccionales deflectados

Ing. Víctor Rendón Dávila


utilizando grandes bloques en la rápida cuyo número mínimo requerido para este
propósito se muestra en la figura.

Ing. Víctor Rendón Dávila


Longitud de Piscina hasta 6 veces el conjugado.

Para un comportamiento hidráulico mejor es conveniente construir estos bloques


más angosto que lo indicado, preferiblemente con un ancho igual a 0.75 D1 y fijar
la profundidad de salida, de tal manera que sea 5% a 10% mayor que la
profundidad recuente del resalto. La longitud de la Piscina se hace igual a la del
resalto del cuenco disipador horizontal sin accesorios y, por consiguiente, puede
determinarse mediante la figura. Solo se utiliza en las secciones transversales
rectangulares.

DISIPADOR USBR V El cuenco USBR V se utiliza cuando la economía estructural


implica el uso de un canal de aproximación inclinado, el cual es usual en vertederos
de presas altas.
El principio de diseño para resaltos hidráulicos en canales de aproximación
inclinados se desarrollara posteriormente.

Ing. Víctor Rendón Dávila