Está en la página 1de 22

MAG.

WILSON CHIU PARDO

N° 3

ALEGRIA CASTILLO AMERICA

CHAMORRO MORALES NILTON

GUIMARAES MORAN FRANCA

POLO MACEDO IRVING

III UNIDAD :I

NOCHE

2013-1
INDICE

ASPECTOS DOCTRINARIOS
3
CAMPOS DEL DERECHO DE
TRABAJO 4

ASPECTOS QUE COMPRENDE EL


DERECHO INDIVIDUAL 4

AMBITO DE APLICACION DEL


DERECHO DEL TRABAJO 6

LA JURISPRUDENCIA RELACIONADA.
8
ANÁLISIS DEL TEMA
11
Precedente Vinculante caso Toquepala
y Anexos
11
I.ANTECEDENTE

II.ASPECTOS PROCESALES DE LA
SENTENCIA Y SU ACLARATORIA 11

III.ASPECTOS SUSTANTIVOS DE LA
SENTENCIA Y SU ACLARATORIA 13

III.1.EL CONVENIO 1 DE LA OIT Y EL


ARTÍCULO 25 DE LA CONSTITUCION 13

III.2. DERECHO AL DISFRUTE DEL


TIEMPO LIBRE Y AL DESCANSO 15

III.3. DERECHO A LA SALUD Y


PROTECCIÓN DEL MEDIO FAMILIAR 16

IV. ANÁLISIS DEL CASO CONCRETO Y


PRECEDENTE VINCULANTE 16

IV.1 ARGUMENTOS DE LA
DEMANDADA 17

IV.2. SENTENCIA
18
CONCLUSIONES
20
1
REFEENCIAS BIBLIOGRAFICAS
21

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


INTRODUCCION

El estado está encargado de orientar al desarrollo del país y a promocionar áreas


de empleos, también estimula la creación de la riqueza y garantiza la libertad de
trabajo y la libertad de la empresa, así es el caso del trabajo minero que abarca a
todas aquellas actividades relacionadas con el cateo, la prospección y la
explotación de los depósitos minerales existentes en el suelo y subsuelo las
labores que prestan el servicio auxiliares tales como ventilación, desagüe, izaje o
extracción de minerales distintos, así como su posterior beneficio ,transporte y
comercio que puedan ser concebidos por el estado. Por tanto se puede deducir
que la actividad minera que constituye una base de ingreso para muchas
empresas nacionales e internacionales, así mismo es fuente de trabajo, ya que el
tema de pobreza y los bajos ingresos de los pueblos viene siendo un impulso
para que estos, ingresen a trabajar en las minas.

Entonces debido a la desigualdad inherente en la relación laboral entre el


empleador minero y el trabajador, es que existen los principios laborales que
protegen al trabajador, con el objetivo de establecer un amparo preferente a una
de las partes (trabajador) y además que se encuentra reconocido sus derechos
dentro del marco constitucional. Por consiguiente en el presente trabajo se
realizara un análisis de la constitucionalidad de la jornada acumulativa en el
trabajo minero desde la sentencia N0 1396-2001 AA y la N0 4635-2004 AA/TC.
`

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


ASPECTOS DOCTRINARIOS

Derecho Laboral

La denominación derecho de trabajo, es la generalmente aceptada por la doctrina


iberoamericana actual y la que se corresponde con la usada normalmente en el
Derecho Comparado (Direito do Trabalho, Droit Du Travail, Diriti del laboro,
Arbeitsrecht, Labor o Laborer Law).

Junto al derecho del trabajo o de trabajo, se ha empleado para el mismo concepto


otras denominaciones como los de derecho social, Derecho Obrero, Derecho
Corporativo. El maestro Guillermo Cabanellas opta por el concepto de Derecho
Laboral.

l derecho del trabajo constituye el conjunto de normas jurídicas, dirigidas a regular


las relaciones del trabajo entre el empleador y el trabajador. En sí el derecho de
trabajo regula la relación jurídica entre empresarios y trabajadores y otros con el
Estado en lo referente al trabajo subordinado.

El maestro Alonso Olea, considera que el Derecho de trabajo, como derecho que
es, tiene como objeto relaciones sociales que la convivencia ha hecho necesarios,
considera el trabajo objeto de Derecho del trabajo:

a) Trabajo Humano

b) Trabajo productivo

c) Trabajo libre.

d) Trabajo por cuenta ajena.


3

e) Trabajo subordinado

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


Entonces el trabajo objeto del derecho del trabajo descansa sobre el trabajo
humano, productivo libre y por cuenta ajena.

CAMPOS DEL DERECHO DE TRABAJO

Los campos del Derecho del Trabajo, son tres: Derecho Individual, Derecho
Colectivo y Derecho Procesal del Trabajo.

4.1).- EL DERECHO INDIVIDUAL

Es el conjunto de normas que regulan el nacimiento, la vida y la extinción de las


relaciones individuales de trabajo. Determinan las condiciones generales de la
prestación de trabajo, fijan los derechos y obligaciones de los trabajadores y
empleadores y señala regímenes particulares a algunas formas de prestación del
trabajo.

ASPECTOS QUE COMPRENDE EL DERECHO INDIVIDUAL

Están comprendidos los siguientes:

- Contrato de Trabajo

- Estabilidad Laboral

- Jornada de Trabajo

- Descanso Semanal y vacaciones

- Remuneraciones

- Compensación por tiempo de servicios.

El Derecho del Trabajo es un desprendimiento del Derecho Civil, relativamente


reciente -en perspectiva histórica-, ya que su antigüedad no se remonta ni
siquiera a doscientos años atrás. Para comprender las razones de esa escisión,
debemos reparar en un dato jurídico de inmensas repercusiones sociales, que es 4
el de los principios que inspiran el ordenamiento civil. En el marco de las
colosales transformaciones que supusieron la Revolución Industrial, en el plano

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


de la ideología económica, así como de las formas de organización de la
producción y del trabajo, y la Revolución Francesa, en el ámbito de las ideologías
políticas y jurídicas, el Derecho Civil moderno se construye sobre pilares que
pueden producir desastres sobre algunas relaciones sociales. Se proclama que
todas las personas son formalmente iguales y libres, por lo que pueden concurrir
al mercado a comprar o vender cualquier bien. Como este mercado está regido
por una ley natural de la oferta y la demanda, las condiciones de dicha adquisición
son fijadas por ésta. Las partes pueden en esta operación, acordar sin
restricciones lo que convenga a sus intereses, en virtud de la autonomía privada
individual. El Estado debe garantizar que los sujetos puedan celebrar el contrato y
luego lo cumplan según lo pactado, pero no debe intervenir en la determinación de
los derechos y obligaciones establecidos en aquél. Si hubiera alguna ley que
señalara el contenido de las relaciones jurídicas, ésta tendría carácter dispositivo,
por lo que cualquier regulación diferente del contrato prevalecería sobre aquélla.
La aplicación de este esquema en el campo de las relaciones laborales, más aún
con la rigidez propia del liberalismo entonces en auge, mostró que los valores
consagrados por el Derecho Civil no se verificaban en la realidad: el trabajador
sólo dispone de su energía, que debe ofrecer a quien la vaya a utilizar, que será
un empresario, a cambio de una retribución; pero como la necesidad de obtener
un empleo, es mucho mayor que las probabilidades de encontrarlo, la voluntad
única del empleador establece los derechos y obligaciones entre las partes. Esto
condujo a un régimen de extrema explotación de la mano de obra, sin precedentes
en la historia: jornadas extenuantes, salarios miserables, pagados muchas veces
en vales, pésimas condiciones de seguridad e higiene, etc. Hay multitud de
testimonios de este cruel período, en la historia, la filosofía, la economía, la
literatura...

No tardó en surgir una reacción de los mismos afectados por este sistema,
alentada por el pensamiento anarquista y socialista (en el Perú no puede omitirse,
además, al aprista). El instrumento por excelencia en esa lucha estuvo en la 5

organización sindical. Pese a que los ordenamientos penales consideraban un


delito la existencia y funcionamiento de los sindicatos, éstos se formaron y

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


consolidaron hasta llegar a constituir una verdadera amenaza contra el régimen
económico y político. Los trabajadores tenían conciencia de que sólo por esa vía
podrían presionar al Estado para la fijación de reglas básicas para las relaciones
6laborales, así como a sus propios empleadores, en dirección de lograr un
régimen de trabajo menos abusivo. En este contexto, el Estado se vio forzado a
abandonar su posición de abstención en la determinación del contenido de los
derechos y obligaciones de los sujetos laborales individuales, que iba
acompañada de una intervención represiva sobre las acciones sindicales. Allí, el
contrato que vinculaba al trabajador con el empleador, entonces llamado
arrendamiento de servicios, fue extraído del Derecho Civil, para poder apartarlo de
los valores antes mencionados y sujetarlo a otros distintos y hasta contrarios. Este
es el origen del contrato de trabajo y del área que se ocupa de todas las
relaciones derivadas de él: el Derecho del Trabajo. Los supuestos del nuevo
ordenamiento laboral son muy distintos a los del civil. Se entiende que los sujetos
de la relación laboral son materialmente desiguales, porque uno tiene poder
económico y el otro no, y, por tanto -también en la esfera sustancial-, al último de
éstos le falta libertad. La autonomía privada individual puede, por consiguiente,
constituir el vínculo entre las partes, pero la regulación está limitada desde afuera
por la ley. Esta se ocupa, pues, no sólo del acceso y la ejecución del contrato, sino
además de su contenido, y lo hace de modo relativamente imperativo: fijando
beneficios mínimos en favor del trabajador, que por autonomía privada pueden
incrementarse pero no reducirse. Constatado el desequilibrio real entre los sujetos
laborales individuales, el propósito del Derecho del Trabajo es el de compensarlo
con otro desequilibrio en el nivel jurídico, de signo opuesto al anterior: la
protección del contratante débil. Este es el sentido de la intervención tuitiva del
Estado en esta área.

AMBITO DE APLICACION DEL DERECHO DEL TRABAJO

El sentido en que el Derecho del Trabajo utiliza el término trabajo no es 6


coincidente con el que ese concepto tiene en el lenguaje común. En éste, el
trabajo es cualquier ocupación, mientras para aquél es sólo la que posee ciertas

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


características. Así, en su acepción amplia, es trabajo la labor desempeñada por
un vendedor callejero que ofrece mercadería en una carretilla al público
transeúnte, o la del campesino que labra la tierra en su parcela, o la de un médico
que atiende a sus pacientes en su consultorio. Sin embargo, para el Derecho del
Trabajo ninguna de estas actividades reúne los requisitos necesarios para entrar
en su campo de aplicación. Cuáles son los factores que el Derecho del Trabajo
exige a una ocupación para considerarla dentro de su objeto de regulación, es
una cuestión de la mayor importancia, ya que sólo en aquélla el sujeto que la
ejecuta gozará de protección.

Vamos a pasar revista en primer lugar a esas características, que son las
mencionadas en la línea superior del cuadro adjunto: trabajo humano, productivo,
por cuenta ajena, libre y subordinado. Ese esquema, así como los conceptos
básicos contenidos en él, los manejamos centralmente a partir de las
elaboraciones de Alonso Olea y Casas Baamonde (1991: 31 y ss.). En cada caso
estableceremos las diferencias con los términos opuestos.

Luego nos detendremos en el análisis de los elementos esenciales de la relación


laboral, que se infieren de los factores mencionados. La doctrina concuerda en
que esos elementos son tres: prestación personal, subordinación y remuneración.
La jurisprudencia nacional lo estableció así, ya desde hace buen tiempo. Pero la
cuestión tiene en nuestro medio base normativa recién a partir de la dación de la
Ley de Fomento del Empleo, que les atribuyó esa condición en su artículo 37 (hoy
convertido en el artículo 4 de la Ley de Productividad y Competitividad Laboral).
Es claro, pues, que todos ellos y sólo ellos, configuran una relación como laboral.
Para que estemos ante una relación laboral, entonces, los mencionados
elementos deben presentarse en forma conjunta. Si alguno de ellos falla, la
relación jurídica tendrá otra naturaleza. Por ejemplo, si hay una prestación
personal y retribuida, pero autónoma. Pero a la vez, esos elementos bastan, no
hace falta ningún otro. 7

Los demás factores no esenciales pueden servir para asignar un régimen laboral u
otro (por ejemplo, el carácter privado o público del empleador) o para acceder a

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


ciertos beneficios (por ejemplo, el requisito de una jornada mínima de cuatro horas
diarias para el disfrute de la estabilidad laboral o la compensación por tiempo de
servicios, en nuestro ordenamiento), pero no para calificar la relación como
laboral.

LA JURISPRUDENCIA RELACIONADA.

Precedente Vinculante definición:

Dado que somos tributarios de la tradición del derecho europeo continental,


hablaremos de precedentes en el marco de la llamada jurisprudencia, recordando
que por regla general entre nosotros los fallos judiciales no son vinculantes ni
obligatorios, sino meramente ilustrativos de cómo los jueces aplican el derecho
positivo vigente. Sin embargo, destacaremos más adelante aquellas áreas del
derecho en que se viene imponiendo una noción de precedente auténticamente
vinculante.

En un sentido formal, la configuración del precedente vinculante en el sistema


constitucional peruano encuentra un primer punto de partida en el artículo VII del
Título Preliminar del Código Procesal Constitucional CP Const de 2004 y sin
embargo, no es en rigor el único extremo de referencia pues la institución del
precedente judicial se remonta a la propia normativa judicial desde la dación de la
Ley Orgánica del Poder Judicial, e inclusive aún de anterior data en cuanto las
normas aludidas solo configuraron un escenario normativo que ya de antiguo
existía en los hechos. Desde que los jueces comenzaron a aplicar el Derecho, la
relevancia de cómo se resolvieron los casos anteriores significaba una premisa
gravitante y de orientación propia para los casos futuros. Entonces, no podía ser
excluido el valor del precedente y por el contrario, era necesario asignarle
dimensión formal.

Como se ve entonces, hablar de precedente, su valor y noción conceptual, no es


pacífico y es un tema en permanente debate. Entre nosotros se ha estimado 8

tradicionalmente, y por citar a todos los autores nacionales nos referiremos a


Marcial Rubio Correa (el sistema jurídico peruano) que la jurisprudencia es fuente

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


auxiliar del derecho y que cumple un rol meramente ilustrativo. En un sistema
como el nuestro es la legislación la fuente predominante y la ideología o
paradigma en el cual se han educado gruesamente los operadores del sistema
legal es el de la aplicación mecánica de la ley, sin reconocer espacios de creación
judicial del derecho a través de la jurisprudencia. En un estudio que realizamos
hace 10 años (León Pastor 1996: p.?) la ideología de los jueces de 10 distritos
judiciales del país se seguía identificando con un paradigma formalista y legalista
en su apreciación del derecho, y una aplicación mecanicista de la legislación.

Este renovado ambiente intelectual encuentra en el Perú un nuevo desarrollo


normativo en el terreno del precedente vinculante en materia constitucional. Ya la
ley orgánica del Tribunal Constitucional, como el nuevo Código Procesal
Constitucional y una copiosa jurisprudencia asentada por este tribunal, se ha
venido insistiendo en la fuerza vinculante y la auténtica naturaleza de fuente del
derecho nacional de las interpretaciones constitucionalmente vinculantes y los
precedentes vinculantes decididos como tales por el máximo intérprete de la
Constitución.

Sin embargo, podemos decir que para nadie pasa desapercibido que hoy en el
Perú se habla de precedente vinculante en materia constitucional y en materia
administrativa también. Y ello curiosamente por imperio de la ley positiva antes
que la propia creación jurisprudencial. Tanto la ley orgánica del Tribunal
Constitucional, así como las normas que regulan el funcionamiento de los
tribunales administrativos de INDECOPI, Registros Públicos, las oficinas
reguladoras como Osinerg, entre otras, el Tribunal Fiscal y otros, reconocen la
vinculatoriedad de los precedentes que abrazan.

En este marco, pues, aunque la jurisprudencia en el Perú sigue siendo


mayoritariamente ilustrativa, e incluso la llamada a ser vinculante, como la
evacuada por la Corte Suprema en el ámbito de la casación, aún se encuentra 9
pendiente pues la Corte Suprema no ha impulsado la celebración de plenos

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


casatorios1, podemos afirmar la existencia de “islas de vinculatoriedad” En las
áreas del derecho antes señaladas.

Todo lo anterior sirve para ir decantando una noción de precedente judicial, en la


cual podamos afirmar que es precedente una decisión tomada en un caso, que
vincula al tribunal que la tomó, y a los tribunales inferiores, de tal forma que ante
futuros casos similares debe seguirse la misma decisión a partir del mismo criterio
básico.

Es necesario reparar en que lo que realmente vincula no es la decisión específica


para el caso concreto, por ejemplo que Pedro debe pagar a Juan 1000 soles por
concepto de reparación civil en un caso de daños, sino el criterio que sirvió de
base para tomar la decisión, por ejemplo que los dueños de perros bravos, al ser
éstos bienes riesgosos o peligrosos bajo los cánones de la legislación civil, deben
pagar siempre y sin excusa alguna, por los daños que causen dichos animales,
con independencia de la diligencia o intención que hayan tenido en relación a la
producción de los daños.

Esto quiere decir que el carácter vinculante de las sentencias del Tribunal
Constitucional genera consecuencias que van más allá de los efectos de la cosa
juzgada formal, toda vez que su observancia es no sólo para las partes del
proceso, sino también para los poderes y órganos constitucionales y para los
casos futuros similares, debido a lo dispuesto en el fallo de la sentencia y también
a sus fundamentos y consideraciones -ratio decidendi-. Ya en sentencia anterior,
el Tribunal ha señalado que las sentencias no sólo comprenden el fallo (o parte
dispositiva), sino que lo más trascendente en un Tribunal que suele identificarse
como “supremo intérprete de la Constitución” (art. 1.º de la LOTC), son
precisamente las “interpretaciones” que se ubican en la parte de la justificación del
fallo. Como se ha observado, dentro de la motivación hay que ubicar la
denominada ratio decidendi -o “hilo lógico” del razonamiento de los jueces- , que
comprende en los sistemas del common law tanto el principio de derecho como el 10

hecho relevante considerado por el Juez (holding), como también las


denominadas obiter dicta o razones subsidiarias. Son las razones decisivas para

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


el caso las que vinculan, mas no las consideraciones tangenciales o de
aggiornamento (obiter dicta) (3)

ANÁLISIS DEL TEMA

Contenido:

Precedente Vinculante caso Toquepala y Anexos

I.ANTECEDENTE

El tema que nos ocupa tiene como antecedente la sentencia emitida (con su
respectiva “aclaración”) por parte del Tribunal Constitucional, en el Expediente
Nro. 4635-2004-AA/TC, originado en la demanda de amparo que presentó el
SINDICATO DE TRABAJADORES DE TOQUEPALA Y ANEXOS (EL SINDICATO)
contra la empresa minera SOUTHERN PERU COPPER CORPORATION (LA
EMPRESA).

La estructura de este caso está basada en tres temas referidos a la sentencia: (I)
análisis de los aspectos procesales; (II) análisis de los aspectos materiales; (III)
estudio del “TEST DE PROTECCIÓN DE LA JORNADA MÁXIMA DE TRABAJO
PARA LOS TRABAJADORES MINEROS” (EL TEST DE PROTECCION) y su
verificación a través de la Inspección Laboral, toda vez que el Tribunal
Constitucional usa dicho Test para “aclarar” su sentencia y para otorgar a los
terceros (léase empresas mineras, trabajadores mineros y operadores del
derecho) las variables necesarias para determinar si las jornadas atípicas usadas
en la minería son compatibles o incompatibles con la Constitución.

II.ASPECTOS PROCESALES DE LA SENTENCIA Y SU ACLARATORIA

1.La demanda de amparo que presenta EL SINDICATO el 17 de octubre de 2003,


tiene como pretensión que se deje sin efecto el régimen atípico o acumulativo que
LA EMPRESA había establecido de manera unilateral desde el 10 de abril de
11
2000, con una jornada de trabajo de doce horas por día, con los regímenes de 4 x
2 y 4 x 3, es decir, de cuatro días de trabajo por dos de descanso (para el primer

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


caso) y de cuatro días de trabajo por tres de descanso (para el segundo caso).
Conjuntamente con la eliminación de dichos regímenes laborales se pretendía que
se restituya la jornada de trabajo de ocho horas diarias, que se había pactado en
el Convenio Colectivo del 10 de mayo de 2001, aplicable al período 2001 - 2007
(EL CONVENIO).

El Juzgado Mixto de Jorge Basadre, que conoció en primera instancia, resolvió


que la demanda era improcedente a través de su sentencia de fecha 09 de febrero
de 2004, indicando que con anterioridad el conflicto de intereses había merecido
un pronunciamiento judicial, originado exactamente en una demanda de amparo
que culminó en una sentencia del Tribunal Constitucional. Al sentenciarse con
anterioridad dicho expediente (1396-2001-AA/TC), nuestro Máximo Intérprete
Constitucional señaló que la jornada atípica o acumulativa que había establecido
LA EMPRESA era constitucional, basándose en el artículo 25 de la Constitución
Política.

2. La Sala Civil de la Corte Superior de Tacna, en vía de apelación, confirma la


sentencia de primera instancia y señala que para dicho caso, por tratarse de un
reclamo originado en un convenio colectivo resultaba pertinente la vía laboral
ordinaria y no la del proceso constitucional de amparo.

3. Al conocer el Tribunal Constitucional, en vía de recurso extraordinario la


demanda de amparo, no puso en consideración en ninguno de sus cuarenta y
cinco considerandos, las razones procesales que le permitían conocer dicho
proceso constitucional. Es aquí donde advertimos que debió cumplir su rol
esencial, consistente no sólo en agotar la jurisdicción interna en los procesos de
amparo, sino en hacer exigible el carácter vinculante de sus decisiones (en
aspectos referidos a la cosa juzgada y la residualidad del amparo), por su calidad
de Máximo Intérprete de la Constitución. Sobre este aspecto resulta interesante la
anotación que efectúa la doctrina nacional respecto a que si bien los
Ordenamientos Jurídicos establecen la coexistencia de órganos que gozan de 12

facultades de interpretación, eso no impide la necesidad que exista un órgano que


tenga preeminencia sobre los demás en materia de interpretación constitucional,

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


estando legitimado a imponer su criterio interpretativo ante varias posibles
interpretaciones que existan sobre una determinada materia.

No obstante lo mencionado los Magistrados Constitucionales consideraron, desde


el primer momento, su plena capacidad para pronunciarse en el proceso materia
de estudio.

Prueba de ello es que al comenzar la parte de fundamentos señalan lo siguiente,


en el primer y segundo considerandos:

1."El Sindicato recurrente cuestiona la aplicación del sistema acumulativo de las


horas de trabajo que obliga a los obreros mineros de Toquepala a trabajar doce
horas diarias durante cuatro días seguidos por tres días de descanso. Estiman que
la imposición del sistema acumulativo constituye una violación de los siguientes
derechos reconocidos en la Constitución: dignidad de la persona (artículo 1.º), a la
igualdad (artículo 2.º, inciso 2.º), al carácter irrenunciable de los derechos
reconocidos por la Constitución y la ley (artículo 26.º, inciso 2.º) y a la fuerza
vinculante de la convención colectiva (artículo 28.º, inciso 2.º)".

2."Por su parte, la empresa alega que las normas laborales vigentes, así como los
artículos 209.º y 212.º inciso a) del Decreto Supremo N.º 003-94-EM (Reglamento
de Diversos Títulos del TUO de la Ley General de Minería) permiten instaurar esta
modalidad de trabajo. Asimismo, que la cláusula 2.c) de la Convención Colectiva
2001-2007, celebrada por el Sindicato y la empresa faculta a éste última para que,
con el objeto de incrementar la productividad, en casos debidamente justificados o
de emergencia, pueda establecer o modificar el número de horas, turnos, horarios
o sistemas de trabajo de acuerdo a sus necesidades. Finalmente, añade que el
Tribunal Constitucional, a través del fallo recaído en el Exp. N.° 1396-2001-AA/TC,
seguido por las mismas partes, estableció que los sistemas cuestionados no son
contrarios a la Constitución".

III.ASPECTOS SUSTANTIVOS DE LA SENTENCIA Y SU ACLARATORIA 13

III.1.EL CONVENIO 1 DE LA OIT Y EL ARTÍCULO 25 DE LA CONSTITUCION

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


13. El artículo de la const p.p prescribe expresamente que la jornada de trabajo es
de ocho horas diarias o cuarenta y ocho horas semanales como máximo, y que
en, caso de jornadas acumalalitiva o atípicas, el promedio de horas trabajadas en
el periodo de horas trabajadas en el periodo correspondiente no puede superar
dicho máximo.

14. Al respecto, la cuarta disposición final y transitoria de la constitución y el


artículo V del título preliminar del código procesal constitucional, disponen que el
contenido y alcances de los derechos y libertades que la constitución reconoce se
interpretan de conformidad con la declaración Universal de los derechos Humanos
y los tratados internacionales sobre la misma materia ratificadas por el Perú. En
ese sentido, a fin de configurar adecuadamente el derecho reconocido en el
artículo 25 de la constitución, debe tener presente que:

a) El artículo 2 del convenio n° 1 (1919 de la Organización Internacional del


Trabajo (OIT), por el que se limitan a ocho horas diarias las horas de trabajo en
las empresas industriales públicas o privadas, o en sus dependencias, cualquiera
que sea su naturaleza, la duración del trabajo personal no podrá exceder de ocho
horas por día y de cuarenta y ocho por semana.

b) El articulo7. ° literal d) del pacto internacional de derechos económicos, sociales


y culturales, reconoce el derecho de toda persona al goce de condiciones de
trabajo equitativas y satisfactorias que le aseguren, en especial, la limitación
razonable de las horas de trabajo.

c) El articulo 7 °, literal g) del protocolo adicional a la convención americana sobre


derechos humanos en materia de derechos económicos, sociales y culturales,
establece que los sestados garantizan la limitación razonable de las horas de
trabajo, tanto diaria como semanal, y que las jornadas serán de menor duración
cuando se trate de trabajos peligrosos, insalubres o nocturnos.

d) En el caso de nuestro país, la constitución impone la jornada máxima de trabajo 14

de cuarentiocho horas semanales, de modo que, siendo esta la norma más


protectora, prevalece sobre cualquier disposición convencional que imponga una

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


jornada semanal mayor; (por ejemplo, el artículo 4° del convenio N°(1919) de la
Organización Internacional del Trabajo (OIT).

III.2. DERECHO AL DISFRUTE DEL TIEMPO LIBRE Y AL DESCANSO

El mismo artículo 25 de la constitución establece que los trabajadores tienen


derecho al descanso semanal anual remunerados. Su disfrute y compensación se
regulan por ley o por convenio. A su turno, el artículo 2°, inciso 22° de la
constitución, dispone que toda persona tienen derecho al disfrute del tiempo libre y
al descanso.

Nuevamente, conforme a la cuarta disposición final y transitoria de la constitución


y al artículo V del título preliminar del código procesal constitucional, la
interpretación de los derechos reconocidos en el artículo 25° y en el artículo
2°inciso 22°de la constitución, debe tener presente que:

a) El artículo 24° de la declaración universal de los derechos humanos


dispone que toda persona tiene el derecho al descaso y al disfrute del
tiempo libre.
b) El artículo 7° literal d) del Pacto Internacional de Derechos Económicos,
Sociales y Culturales reconoce el derecho de toda persona al goce de
condiciones de trabajo equitativa y satisfactoria que le aseguren en especial
el disfrute del tiempo libre.
c) El artículo 7° literal h) del protocolo adicional a la convención Americana
sobre derechos Humanos en materia de derechos económicos, sociales y
culturales, reconoce el derecho al descanso y al disfrute del tiempo libre.

Entonces se concluye que:

a) La jornada laboral para ser compatible con el artículo 25° de la constitución,


deberá considerar que las personas tienen derecho al descanso y al
disfrute del tiempo libre; y
15

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


b) El disfrute y compensación de descanso semanal y anual remunerados se
regulan por ley o por convenio, conforme al parámetro constitucional
descrito.

III.3. DERECHO A LA SALUD Y PROTECCIÓN DEL MEDIO FAMILIAR

El artículo 7° de la constitución dispone que:

Todos tienen derecho a la protección de su salud, la del medio familiar y la de la


comunidad asi como el deber de contribuir a su promoción y defensa.

A su turno, el artículo 10° del protocolo adicional a la convención americana sobre


derechos humanos en materia de derechos económicos, sociales y culturales,
establece que:

Toda persona tiene derecho a la salud entendida como el disfrute del más alto
nivel de bienestar físico, mental y social.

III.4. Fuerza Vinculante de las Convención Colectiva

El inciso 3° del artículo 28° de la constitución señala que las convenciones


colectivas tienen fuerza vinculante en el ámbito de lo concertado. En tal sentido, el
Tribunal Constitucional ha establecido que la fuerza vinculante en el ámbito de lo
concertado obliga:

_ A las personas celebrantes de la convención colectiva.

_ A las personas representantes en la suscripción de la convención colectiva.

_ A las personas que se incorporen con posterioridad a la celebración de la


convención colectiva.

IV. ANÁLISIS DEL CASO CONCRETO Y PRECEDENTE VINCULANTE

Con el reclamo a la vulneración de los derechos a una jornada laboral ordinaria de


16
ocho horas, a una jornada razonable y al disfrute del tiempo libre y del descanso
cosa que incumplía la empresa, debe precisarse lo siguiente:

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


En el presente caso se izó una inspección por parte del inspector de trabajo de la
subregión, higiene y seguridad Ocupacional – Dirección Regional y Promoción
Social Tacna- del ministerio de trabajo y Promoción Social, de fecha 15 de Marzo
de 2002, y constataron lo siguiente:

a) Que en el departamento de operaciones, secciones de operaciones 1, 2 y 3


se aplica un sistema especial de trabajo consiste en 4 días de trabajo, en
dos turnos: diurno, de 7:30 a 19:30 horas, y nocturno, de 19:30 horas a
7:30, con refrigerio de 30 minutos y descansos por secciones de tres días a
la semana (4x3)
b) Existía un programa de trabajo (4x2) o (5x2) de cuatro días de labor de
doce horas diarias de trabajo, también se daba el caso que trabajaban
cinco días tomando el día de descanso y descansando dos días. Esta
situación se corroboro con el testimonio de algunos de los trabajadores por
parte dirección regional, la cual concluyeron diciendo que era un
compromiso asumido con la empresa, pero que no era obligatorio.
c) Entonces el quinto día de labor en la empresa asumido por los trabajadores
de la mina de doce horas continuas diarias, quitándole un día de descanso
para ser laborable, los trabajadores sabían que este ese día no era
obligatorio pero decían que los trabajos de cuatros días diarios y de doce
horas ya eran muy extenuantes.

El tribunal constitucional sostiene que los trabajadores mineros, razonablemente


no debe ser mayor de ocho horas diarias y debe considerar una jornada semanal
razonable de las condiciones laborables atendiendo a los siguientes argumentos y
dicen que el caso concreto estos se caracterizan por mayor despliegue de fuerza
física que en este caso se daban por laborar doce horas diarias durante 4 días
seguido y en algunos caso hasta 5 días en un contexto de alto riesgo para la salud
de los trabajadores a más de 3,500 m.s.n.m una alimentación deficiente y mayor
exposición a los polvos minerales, con el siguiente deterioro de esperanza de vida 17
todo esto en la minería empresa Southern Perú Copper Corporation.

IV.1 ARGUMENTOS DE LA DEMANDADA

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


El tribunal constitucional no considera sostenible los argumentos de la empresa
que según la demandada lo que decía la cláusula 2.c) de la misma Convención
Colectiva 2001 a 2007 justificaría el establecimiento o modificación del número de
horas, turno, horarios o sistemas de trabajo de acuerdo a las necesidades, con el
objeto de incrementar la productividad, por supuesto en casos debidamente
justificados o de emergencia y de acuerdo y sus necesidades.

Por lo tanto el tribunal constitucional fundamenta considera que tales cambios son
excepcionales y temporales y no pueden sobrepasar el máximo ordinario de ocho
horas diarias para los trabajadores.

IV.2. SENTENCIA

El tribunal constitucional considero que no pueden en la regla del trabajo minero,


como ocurría en el presente caso, en que un sistema excepcional que se había
convertido en regla general por más de cinco años, que reducía sus expectativas
de vida imponiendo y no cumpliendo el convenio colectivo 2001 a 2007 las ocho
horas de trabajo acordado en el convenio, vulnerando de esta manera los
derechos constitucionales. En tal sentido los artículos 209°, 210°, 211°, y 212° del
Decreto Supremo N° 003-94-EM (reglamento de diversos títulos del TUO de la ley
General de minería), Que permiten instaurar la modalidad de trabajo acumulativo y
fijaban obligatoriamente como mínimo 4 días para este tipo de jornada laboral, y
que resultan incompatibles con el parámetro constitucional descrito en la
sentencia.

Anteriormente los criterios de la jurisdicción constitucional consideraron que el


sistema acumulativo de 4x3 y 4x2 y (5x2) podía ser compatible con el artículo 25°
de la constitución es el caso del (Exp. N° 1396-2001-AA/TC) considerando en el
presente caso y considerando contexto del trabajo que hacen los trabajadores
mineros, así como las normas constitucionales descritos en los fundamentos; y
teniendo en cuenta que en un sistema excepcional y temporal no puede
18
convertirse en permanente, así como los derecho fundamentales al trabajador
son inherentes, que en el presente caso se manifiesta en el respecto a una

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


jornada de ocho horas diarias como máximo, a una jornada semanal razonable de
trabajo y al derecho al descanso y los fines de los proceso constitucionales
(artículo II del código procesal constitucional)el tribunal constitucional sentencio
en la presente que los trabajadores mineros el máximo de duración de la jornada
laboral cera de ocho horas.

Por lo tanto el tribunal constitucional se pronunció que la jornada laboral de doce


horas diarias para los trabajadores mineros que los artículos 209°. 210°, 211° y
212° del Decreto Supremo N° 003-94-EM y toda disposición que imponga una
jornada diaria mayor a la ordinaria de ocho horas para los trabajadores mineros
era incompatible con los artículos 1°, 2° (inciso 22.), 7°, 25° 26° (inciso 1 y 2) de la
constitución y con otros tratados internacionales ya expuestos puestos que
vulneran la dignidad de la persona, el derecho a una jornada razonable del trabajo,
el derecho al trabajo el derecho al descanso y al disfrute del tiempo libre, y el
derecho a la salud y a la protección del medio familiar.

El tribunal sentencia con lo dispuesto en artículo VII del título preliminar del código
procesal constitucional y con todo lo expuesto, constituyen precedente vinculante
para resolver todos los procesos de amparo que guarde similitud con el ahora
resuelto.

Por los fundamentos establecidos el tribunal constitucional, con la autoridad que le


da la constitución política del Perú.

Declara FUNDADA la demanda

Ordeno que la demanda restituya la jornada laboral de ocho horas diarias


considerando una jornada laboral razonable en el asentamiento minero de
Toquepala, conforme a los fundamentos 28 a 44 expuestos en la sentencia.

Declara que los artículos 209°, 210°, 211, 212° del decreto supremo N° 003-94-
EM (reglamento de diverso títulos del TUO de la Ley General de Minería), son
19
incompatibles con la constitución.

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


Declara que los criterios previstos en los fundamento 28, 29, 35,39, y 41 supra,
constituyen PRECEDENTE VINCULANTE Inmediato, de conformidad con el
artículo 7 del Título preliminar del código Procesal Constitucional; motivo por el
cual, regirán a partir del día siguiente de su publicación de la presente sentencia
en el diario oficial el Peruano.

CONCLUSIONES:

 El trabajo minero se desarrolla hoy en día con condiciones de riesgo para la


salud y la seguridad, ya que describen esfuerzo físico mayor (entre las que
destacan laborar en altura), horario de trabajo diario por encima del máximo
ordinario (8 horas), que requiere también más trabajo físico e impide un
descanso diario adecuado, junto a una dieta alimenticia deficiente y a una
exposición permanente a sustancias tóxicas (acumulación de polvos
minerales en los pulmones), que determina una mayor predisposición a
contraer alguna de las 30 enfermedades profesionales a que están
expuestos los trabajadores mineros, por tanto este tipo de trabajo contiene
factores de riesgo que reducen ostensiblemente la esperanza de vida.
 Desde la perspectiva del derecho a la salud, el problema central de los
trabajadores mineros es la reducción de su esperanza de vida. Es por ello
que la Ley N. º 25009; y el Decreto Ley N. º 18846 y Decreto Supremo N. º
003-98-SA sobre renta vitalicia establece que dichos trabajadores tienen
derecho a jubilarse entre los 45 y 55 años conforme a los supuestos de ley.
 En la jornada de 12 horas diarias para los trabajadores mineros, los
artículos 209º, 210.º, 211.º y 212.º del Decreto Supremo N.º 003-94-EM y
toda aquella disposición que imponga una jornada diaria mayor a la
ordinaria de ocho horas para los trabajadores mineros, son incompatible
con los artículos 1.º, 2.º (inciso 22.), 7.º, 25.º 26.º (incisos 1 y 2) de la
Constitución, y con los artículos 7.° literal d) del Pacto Internacional de los 20

derechos económicos, sociales y culturales, y 7.º, incisos g) y h) del


Protocolo Adicional a la Convención Americana sobre derechos humanos

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS


en materia de derechos económicos, sociales y culturales, (Protocolo de
San Salvador), puesto que vulneran la dignidad de la persona, el derecho a
una jornada razonable de trabajo, el derecho al descanso y al disfrute del
tiempo libre, y el derecho a la salud y a la protección del medio familiar,
reconocidos en la Constitución y en los tratados internacionales de
derechos humanos ratificados por el Perú, y a los cuales se ha hecho
copiosa referencia.
 En la sentencia del tribunal constitucional donde un sindicato cuestiono una
jornada atípica (recaída en el expediente nº 4635-2004-AA/TC), se declaró
inconstitucional la jornada atípica minera, que supone compensaciones de
días y horas de trabajo sobre la base de la necesidad de asegurar horas
razonables de trabajo y descanso cuando exista situaciones laborales
riesgosas; de este modo el tribunal constitucional estableció que las
jornadas en el sector minero no podrían exceder de 8 horas diarias y
considero como inconstitucional a las jornadas atípicas mineras.

REFERENCIA BIBLIOGRAFÍAS:

1. 1-http://gestioneslaborales.blogspot.com/2009/04/fundamentos-basicos-del-
derecho-laboral.html Dr. JELIO PAREDES INFANZON Vocal Superior de
Apurímac. Doctor en Derecho por UNMSM. Colaborador del Boletín
Informativo y Gestión Laboral
2. 2-http://www.plades.org.pe/descargar-Archivos/evento-1er-seminario-
proyecto- viso/introduccion_trabajo.pdf Javier Neves Mujica
3. 3.- http://www.leonpastor.com/2008/07/precedentes-vinculantes.html
4. 4.-BLOG DE ARTURO FERNANDEZ » 'UN LIMITE SUJETO A LIMITES

21

PRECEDENTE VINCULANTE | CASO: TOQUEPALA Y ANEXOS