Está en la página 1de 8

ANTES DE INICIAR SE DEBE:

Verificar asistencia.

BIENVENIDA: 5 Min.
Tome tiempo en saludar y dar la bienvenida a los maestros de parte de la
Directiva de ED- D5 y de los asesores de la ESFOP.
Por favor preséntese y cuente un poco de su experiencia.
Hágalos sentir a gusto y exprese su alegría por tenerlos en la EFOP

DESARROLLO DE LA LECCION: 1.5 Hora

COMPONENTE
PSICOESPIRITUALIDAD

TEMÁTICA: EL MAESTRO Y LA ORACIÓN.


OBJETIVO:
Comprender la importancia de la oración para el maestro de escuela dominical
en su vida devocional, y para el proceso de enseñanza-aprendizaje.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS:
 Reconocer las bondades de la oración y como a través de ella
mejoramos nuestra comprensión, práctica y enseñanza de las escrituras.
 Identificar algunos aspectos y experiencias de gran importancia en
cuanto al orar antes, durante y después de la clase.
BASE BIBLICA:
 “Clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que
tú no conoces” (Jeremías 33: 3)
 “18 orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y
velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos; 19 y
por mí, a fin de que al abrir mi boca me sea dada palabra para dar a conocer
con denuedo el misterio del evangelio”, (Efesios 6: 18,19)
 “Y cuando terminó Jesús estas palabras, la gente se admiraba de su
doctrina; porque les enseñaba como quien tiene autoridad, y no como los
escribas”. (Mateo 7: 28,29)
 “y ni mi palabra ni mi predicación fue con palabras persuasivas de humana
sabiduría, sino con demostración del Espíritu y de poder, para que vuestra fe
no esté fundada en la sabiduría de los hombres, sino en el poder de Dios.” (1
Corintios 2: 4,5)
 “Entonces una mujer llamada lidia, vendedora de púrpura, de la ciudad de
Tiatira, que adoraba a Dios, estaba oyendo; y el Señor abrió el corazón de
ella para que estuviese atenta a lo que Pablo decía” (Hechos 16:14)

INTRODUCCIÓN
La oración es el medio a través del cual podemos tener comunión con Dios. No
es un misterio que para todo creyente es necesario e indispensable la oración.
“Es la llave que abre la puerta a los recursos de Dios” (…) “La oración humilla
el espíritu, abre los ojos a la verdad y nos capacita a ver y a andar en la
voluntad de Dios” (Piper, William). El maestro de Escuela Dominical debe ser
consciente de la importancia de la oración, no sólo para su vida, sino también
para poder enseñar con la dirección de Dios.

En el presente módulo, veremos algunos de los elementos más importantes de


la oración, que, si se tienen en cuenta antes, durante y después de la
enseñanza, transformaran nuestras clases, nuestras vidas y además la vida de
aquellos que sean enseñados por nosotros (nuestros niños y niñas).
CONTEXTUALIZACIÓN
 Tipo de población:
Maestros de Escuela Dominical.

Niños y niñas de escuela dominical.

Tanto los maestros, como los niños y niñas de escuela dominical deben
ser reconocer la importancia de la oración y practicarla.

 Rango de edades:
Los maestros deben comprender que la oración es una práctica que
Dios mismos instauro como instrumento de comunicación con él. Por
tanto, desde muy corta edad se debe enseñar a los niños y niñas a orar.
 Zona – estrato:
La presente enseñanza se debe poner en práctica en todas las zonas
del distrito en cuanto a escuela dominical.
 Tipos de maestros:
El maestro debe ser consciente de la importancia de la oración y debe
hacer de la oración una práctica fundamental en su vida y magisterio.
 Nivel de escolaridad:
Todos.
ARGUMENTO BÍBLICO
La oración no es algo que se debe tomar como opcional. Todo creyente que
quiera estar en comunión con Dios, hace de la oración una práctica
indispensable. El maestro de Escuela Dominical debe ser consciente de ello
para que su enseñanza sea con autoridad. De Jesús se decía “Y cuando
terminó Jesús estas palabras, la gente se admiraba de su doctrina; porque les
enseñaba como quien tiene autoridad, y no como los escribas”. (Mateo 7:
28,29) Las enseñanzas de Jesús no eran solo contenidos muertos y sin
sentido, por el contrario, estaban cargadas de vida y con toda la autoridad
suficiente para convencer al pecador de su mal camino. Por su parte, los
escribas se dedican a enseñar contenidos bíblicos, que de hecho conocían
bien, pero no se preocupaban por vivir sus enseñanzas o por tener una buena
comunión con Dios.

CONTENIDO
CONCEPTO DE ORACIÓN.
(heb. tefillâh, "oración", "salmo de alabanza"; gr. generalmente désis,
“súplica", "oración"; proseuje, "oración", "intercesión"; etc.). El concepto
expresa comunión con Dios que consiste generalmente en alabanza, gratitud
y/o súplica. La oración presupone la fe de que Dios existe, oye, se interesa y
"es galardonador de los que le buscan" (He. 11:6). En su expresión más
relevante implica relación y comunión con Dios.

“La oración es un requisito indispensable para el maestro. Sin la ayuda de Dios


no podrá desempeñar su tarea. Necesita pedir ayuda, sabiduría y fortaleza de
Dios. Además, debe interceder por las necesidades de sus alumnos” (Bautista,
2008)

Por lo anterior, el maestro que quiere impactar con su enseñanza, debe buscar
la autoridad necesaria para enseñar, teniendo en cuenta que esta viene de
parte de Dios y se consigue a través de la oración “…porque no hay autoridad
sino de parte de Dios…” (Romanos 13: 2). No basta sólo con poseer muchos
conocimientos, títulos, pregrados, maestrías y/o doctorados, se requiere más
que nunca que el maestro de la palabra de Dios, reciba la inspiración e
iluminación necesarias para enseñar, todo ello a través de la oración, “Clama a
mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no
conoces” (Jeremías 33: 3) Ejemplo de ello fue Pablo, quien a pesar de ser un
gran intelectual de su tiempo, llego a expresar frases como “orando en todo
tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda
perseverancia y súplica por todos los santos; y por mí, a fin de que al abrir mi
boca me sea dada palabra para dar a conocer con denuedo el misterio del
evangelio” (Efesios 6: 18,19)

Un maestro que ora para que Dios lo use, será aquel que no fundamenta su
clase solamente en conocimientos y teorías pedagógicas, sino que, además, su
enseñanza ira a la par con las demostraciones del poder Dios, que acompañan
la enseñanza de su palabra. Por lo anterior, pablo dijo “y ni mi palabra ni mi
predicación fue con palabras persuasivas de humana sabiduría, sino con
demostración del Espíritu y de poder, para que vuestra fe no esté fundada en la
sabiduría de los hombres, sino en el poder de Dios.” (1 Corintios 2: 4,5)

CRITERIOS A TENER EN CUETA PARA ORAR COMO MAESTROS:


Al orar, el maestro recibe:

 Autoridad para enseñar: A través de la oración el maestro recibe autoridad


de parte de Dios para enseñar (Romanos 13: 1) (Mateo 7: 28, 29)

 Una enseñanza de poder. El maestro que ora no solo transmite un saber,


también impacta la vida de los que lo escuchan por que el poder de Dios
respalda la palabra en las enseñanzas que este da. (1 Corintios 2: 4,5) De
Apolos se decía que además de ser elocuente, era poderoso en las
escrituras (Hechos 18:24)
 Una correcta enseñanza. Una buena interpretación de las escrituras es
fruto de una vida integra delante de Dios y de la iluminación e inspiración
que el Espíritu Santo da, todo esto, resultado de orar para pedir dirección a
Dios en la enseñanza (2 Timoteo 2:15)

 Enseñar con libertad. A pesar de su gran capacidad intelectual, Pablo


siempre dijo a las iglesias: oren por “mi a fin de que al abrir mi boca me sea
dada palabra para dar a conocer con denuedo el misterio del evangelio”.
(Efesios 6: 19) También registra la Biblia que Pablo predicaba el reino de
Dios y enseñaba acerca del Señor Jesucristo, abiertamente y sin
impedimento (Hechos 21:31

 Ser capacitados para enseñar. Pablo le dice a Timoteo “esto encarga a


hombres fieles que sean idóneos para enseñar también a otros.” (2 Timoteo
2: 2). Si bien es cierto, que algunas personas tienen mayor disposición para
la enseñanza, cuando se ora a Dios él nos capacita y nos hace útil para
toda buena obra. (2 Timoteo 2: 21)

 Una comprensión especial de lo que va a enseñar. El maestro que ora


comienza a ser lleno de sabiduría y a desarrollar su inteligencia espiritual,
como está escrito: “por lo cual también nosotros, desde el día que lo oímos,
no cesamos de orar por vosotros, y de pedir que seáis llenos del
conocimiento de su voluntad en toda sabiduría e inteligencia espiritual”
(Colosenses 1: 9) Y la Biblia también nos enseña que si alguno es falto de
sabiduría pídasela a Dios. (Santiago 1: 5) y como si fuera poco también nos
exhorta la palabra a orar para recibir comprensión y conocimiento de parte
de Dios “clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y
ocultas que tú no conoces” (Jeremías 33: 3).
CONCLUSIÓN
Para terminar, cabe resaltar, que la oración no es sólo por quien enseña (el
maestro) sino también por quienes reciben la palabra, para nuestro caso, por
nuestros niños y niñas de escuela dominical. La Biblia registra que Dios es
quien abre el corazón y quien lo hace sensible para oír su palabra, “entonces
una mujer llamada lidia, vendedora de púrpura, de la ciudad de Tiatira, que
adoraba a Dios, estaba oyendo; y el Señor abrió el corazón de ella para que
estuviese atenta a lo que Pablo decía” (Hechos 16:14). Muchos maestros se
quejan de que sus clases son vacías, sin sentido o que sus niños y niñas no les
prestan la suficiente atención, pero como hemos visto a través de estos
argumentos bíblicos, hoy más que nunca, es necesario orar para que Dios nos
siga usando en la enseñanza.

ACTIVIDAD A REALIZAR.
Para la presente clase se debe reflexionar por espacio de unos 20 a 30 minutos
en torno a las siguientes preguntas:

1. ¿Qué es la oración?
2. ¿Por qué es importante orar como maestros?
3. ¿Qué pasa si no oramos?
4. ¿Cuándo se debe orar?
5. ¿Qué facultades recibe el maestro que ora para su enseña?
6. Qué algunos maestros cuenten su experiencia en relación a la oración y
la enseñanza.

Importante: El maestro que oriente la clase debe dirigir la discusión teniendo


en cuenta cada uno de los argumentos bíblicos expuestos en el transcurso de
la clase. Es importante resaltar, que la enseñanza NO depende solamente de
conocimientos y pedagogía, que se requiere la dirección de Dios para hacer un
buen trabajo y que esto se consigue a través de la oración.
GLOSARIO
 ORACIÓN.
 ENSEÑAR.
 PODER.
 AUTORIDAD.
 RELACIÓN.

BIBLIOGRAFÍA.
Tomado de: https://www.bimi.org/varaDeDios/LECCI_17.pdf el 10 de mayo de
2019.
Tomado de: https://www.wikicristiano.org/diccionario-biblico/significado/oracion/
el 12 de mayo de 2019.
http://www.miconcordancia.com/?s=ilum&st=simple
file:///E:/11-ESFOP-2019/elmaestroquediosquiere-110504171106-phpapp02.pdf

También podría gustarte