Está en la página 1de 30

UNIVERSIDAD NACIONAL DE TUMBES

FACULTAD DE CIENCIAS AGRARIAS


ESCUELA DE INGENIERIA AGRICOLA

CURSO:

Resistencia de materiales

TEMA:

FUNDAMENTO DE RESISTENCIA DE MATERIALES

DOCENTE:

Mg. Ing. VICENTE NIQUÉN INGA

CICLO:

AÑO:

2019

INTEGRANTES:

ABAD OGOÑA, Yordi Victorino


BODERO CALDERON, Luiggi Paolo
DE LA CRUZ RUGEL, Christian Teodoro
PALACIOS VILLAR, Marlon Jesus
QUINCHES BECERRA, Elark Jeanpier

TUMBES_PERU

2019
INTRODUCCION

La resistencia de materiales y, por extensión, la Mecánica de estructuras pueden


considerarse como aquella parte de la Mecánica de solidos que resulta de aplicar
la teoría de la elástica a un tipo restringido de problemas que se plantean en el
día a día de la ingeniería estructural para posibilitar su resolución de forma
analítica. Esta categoría de problemas viene definida, fundamentalmente, por:

 La restricción en la definición del problema elástico. Esta restricción afecta


a la geometría de los elementos estructurales, a sus condiciones de
sustentación y vinculación y al tipo de acciones consideradas. Así, la
resistencia de materiales se aplica a piezas prismáticas (vigas, columnas,
barras, ejes, etc.) que están apoyadas, articuladas o empotradas y
sometidas a la acción de fuerzas puntuales o repartidas o empotradas y
sometidas a la acción de fuerzas puntuales o repartidas, descensos de
apoyos, cargas térmicas, etc.
 La adopción de ciertas hipótesis fundamentales. Estas hipótesis permiten,
por un lado, definir un problema lineal y, por otro, abordar un problema
inicialmente tridimensional (las piezas tienen longitud, altura y anchura)
como un “ensamblaje” de problemas básicamente unidimensionales (las
piezas se representan como líneas).

En forma breve, los fundamentos de las dos disciplinas mencionadas. Se


introducen, primero, conceptos elementales como el de pieza, estructura,
apoyo, enlace, etc.; y después otros de importancia fundamental como los de
esfuerzos sobre una sección, estructuras isostáticas e hiperestáticas, leyes
de esfuerzos, etc.
OJBETIVOS DE LA RESISTENCIA DE MATERIALES.

La resistencia de materiales, como parte integrante de la mecánica de


estructuras, tiene como objetivo fundamental determinar la respuesta de las
estructuras cuando estas se ven sometidas a las diferentes acciones de
deben soportar durante su construcción de vida útil.

Por “respuesta estructural” se entiende, básicamente, la determinación de los


estados de tensión y deformación a los que la estructura va a estar sometida por
efecto de los diferentes estados de carga que se consideran. La determinación
de los estados de tensión es necesaria para comprobar la satisfacción de los
criterios de resistencia que establecen las correspondientes normativas y los
usos de buena práctica, de cara a garantizar la seguridad de las estructuras
SOLIDO ELÁSTICO:

Se define el sólido rígido como un cuerpo indeformable, de modo que las


posiciones relativas de las partículas que lo constituyen se mantienen
invariables.

Sin deformación:

Sólidos perfectamente elásticos: es aquel que ante un esfuerzo exterior se


deforman y recupera su forma primitiva al cesar la causa que producía la
deformación.

EXISTE DOS TIPOS DE SÓLIDOS ELÁSTICOS:

 Solidos elásticos lineales:


Cumple con la ley de Hooke. Las tenciones son proporcionales a las
deformaciones.

Ejemplo: EL ACERO
 Solido elástico no lineal:
Las deformaciones no son proporcionales a las tenciones

Por ejemple las funciones


A los materiales elásticos se le supone dos características
La homogeneidad: tiene las mismas propiedades en todo el cuerpo.
La isotropía: Las propiedades son las mismas en todas las direcciones
del cuerpo.

 Solido perfectamente plástico:


El comportamiento perfectamente plástico es algo menos frecuente, e
implica la aparición de deformaciones irreversibles por pequeña que sea
la tensión, la arcilla de modelar y la plastilina se aproximan mucho a un
comportamiento perfectamente plástico.
Plástico con endurecimiento, cuando para que el material
acumule deformación plástica es necesario ir aumentando la
tensión. Esto se da para producir de formaciones mayores a partir
de esfuerzo de fluencia esfuerzos mayores
PRINCIPIOS GENERALES DE LA RESISTENCIA DE MATERIALES:
La resistencia de materiales es una disciplina que se basa en tres principios o
hipótesis fundamentales: El principio de la rigidez, el principio de la
superposición y el principio de Saint – Venant. La validez de los resultados
obtenidos mediante esta teoría depende, básicamente, del grado de
satisfacción de estos principios en el caso concreto en que se aplique.

 Principio de la rigidez:
El principio de la rigidez es una consecuencia directa de la hipótesis de
pequeños movimientos aplicada al análisis de estructuras y establece
que “Las ecuaciones de equilibrio se puedan formular sobre la geometría
indeformada, es decir, sin considerar los movimientos provocados por el
sistema de cargas”

Esta hipótesis implica que los movimientos de la estructura debidos al


sistema de cargas sean pequeños: los desplazamientos, comparados
con las dimensiones de la estructura, y los giros (en radialnes9,
comparados con la unidad, Si esta condición no se cumple, las
ecuaciones de equilibrio deben formularse en la geometría deformada, y
el problema deja de ser para transformarse en un problema
geométricamente no lineal.
En la figura se ilustra la utilidad del principio de rigidez. Bajo la hipótesis
de pequeños movimientos (izquierda), la reacciones en el
empotramiento solo dependen de la geometría inicial y de las cargas; sin
ella (derecha), las reacciones dependen de la deformación de la
estructura, y esta es desconocida a priori.

 Principio de la superposición:
Si es válida la hipótesis de pequeños desplazamientos y se cumples,
además, la ley de Hooke, entonces el problema es lineal. La resolución
de un problema estructural lineal es mucho más sencilla que la de uno
no lineal; aparte de otras dificultades de tipo practico, en un problema de
lineal no existe, la general garantía de que la solución exista y sea única.
Además, si el problema es lineal puede aplicarse el principio de
superposición. Este estable que “los efectos que un sistema de fuerzas
origina sobre una estructura son iguales a la suma de los efectos que
originan cada una de las fuerzas del sistema actuando por separado”
Una consecuencia inmediata del citado principio es que el estado final
(tensional y deformacional) de una estrictita sometida a un sistema de
fuerzas no depende del orden de aplicación de dichas fuerzas, Esto
permite, por ejemplo, analizar el caso de una solicitación compleja
descomponiéndola en casos más simples de estudiar. Es posible,

Asimismo, la definición y el análisis de estados de carga de interés como


combinación de estados de carga previamente definidos y analizados.
Ambas posibilidades son utilizadas frecuentemente en resistencia de
materiales.
Así, por ejemplo, en la figura anterior se muestra una viga biapoyada
sobre la que actúa un sistema de carga consistente en dos fuerzas
puntuales; este sistema puede descomponerse en los dos sistemas más
simples de la parte inferior de la figura. El principio de superposición
implica que las reacciones, movimientos, tensiones y deformaciones que
provoca sobre la estructura el estado de cargas original es igual a la
suma de las reacciones, movimientos, tensiones y deformaciones que
provoca los estados en los que este se descompone.

 Principio de Saint – Venant


El principio de saint – Venant puede considerarse la verdadera piedra
angular sobre la que se edifica la resistencia de materiales, ya que
establece que “en una pieza prismática, las tensiones que actúan sobre
una sección recta, alejada de los puntos de aplicación de un sistema de
cargas, solo dependen de la fuerza y del momento resultantes de las
fuerzas situadas a un lado de la sección considerada”
Esta hipótesis implica que los afectos locales (fuerzas concentradas,
apoyos, variaciones de sección) solo afectan a una zona localizada a
uno y otro lado de las secciones en que producen. La forma precisa en
que se aplican las cargas o los dispositivos empleados para aplicarlas,
así como la disposición constructiva concrete de los aparatos de apoyo,
solo afectan al estado tensional de esta zona localiza, de una longitud
aproximadamente igual al canto de la pieza. El estudio tensional de las
zonas afectadas por los efectos locales es complejo y debe hacerse
mediante la teoría de la elástica.

En la sección 2.5 se define el concepto de esfuerzos sobre una sección


precisamente, como las componentes de la fuerza y del momento
resultantes de las fuerzas situadas a un lado de la sección. El cálculo de
esfuerzos juega un papel fundamental en la teoría de resistencia de
materiales y cálculo de estructuras, ya que, según el principio de Saint –
Venant, las tensiones en una sección solo dependen del valor de estos.
En el ejemplo dos de voladizos con momento aplicado en sus extremos
libres. En el primer caso, el empotramiento se consigue apoyado la viga
contra el soporte y coartando el giro mediante seos angulares soldados
a ambos; el momento en el extremo es la resultante de un par de
fuerzas horizontales. En el segundo caso, el empotramiento se consigue
encastrando adecuadamente la viga en el soporte; el momento en el
extremo es la resultante de un par de fuerzas inclinadas respecto al eje
de la viga. En ambas situaciones, el momento resultante de las fuerzas
actuantes es idéntico, mientras que la resultante de fuerzas es nula.
A pesar de que las materializaciones de las condiciones de
empotramiento y de los momentos aplicados son diferentes, su
idealización a efectos de cálculo es idéntica tal como se muestra en la
figura. Según el principio de Saint – Venant, las tensiones que aparecen
en las zonas centrales de las piezas dependen, exclusivamente, del
momento resultante de las fuerzas actuantes; las zonas extremas, por el
contrario, se ven afectadas por el efecto locales, y la determinación de
su estado tensional requeriré consideraciones más cuidadosas.
En la práctica ingenieril, el estudio del estado tensional de un elemento
estructural suele hacerse suponiendo que el principio de Saint – Venant
es aplicable a la totalidad de las secciones analizadas. El
dimensionamiento de las piezas suele hacerse en función de los
resultados así obtenidos. A posterior, se adoptan las disposiciones
constructivas necesarias para reducir o soportar de formar adecuada los
efectos locales en las zonas en la que los resultados calculados en esta
forma no son aplicables.

MODELO TEORICO DE SOLIDO UTILIZANDO RESISTENCIA DE


MATERIALES
Con objetivo de estudiar los sólidos elásticos crearemos un modelo teórico que
vamos a denominar prisma mecánico, que desde el punto de vista físico posea
las propiedades de isotropía homogeneidad y continuidad y que vamos a definir
atendiendo a un criterio meramente geométrico.
Así, llamaremos prisma mecánico al solido engendrado por una sección plana
∑ de área cuyo centro de gravedad G describe una curva C llamada línea
media o directri; siendo el plano que contiene a ∑ normal a la curva.
El prisma mecánico se dice que es alabeado, plano o como caso particular de
éste, recto, cuando es alabeada, plana o recta la línea media.
La línea media no ha de tener curvaturas muy pronunciadas, así como no
deben existir cambios bruscos de sección al pasar de una arbitraria a otra
próxima.
Si el área es constante, se dice que el prisma es de sección constante, en caso
contrario diremos que el prisma es de sección variable.
Para los cálculos consideramos unos ejes de referencia con el origen en G, eje
Gx la tangente a la línea media en este punto, y ejes Gy y Gz los principales de
inercia de la sección; como se muestra en la siguiente figura. Como el plano de
esta seccion es normal a la curva C, el eje Gx es normal a los ejes Gy y Gz son
principales
De inercia de la sección que según sabemos, son perpendiculares entre sí, lo
que indica que el sistema de referencia que hemos definido en el prisma
mecánico es un sistema de ejes trirrectangulares.
La posición del punto G viene determinada por su abscisa curvilínea, longitud
del arco de curva C contada a partir de un punto arbitrario, que puede ser el
centro de gravedad G, de la sección extrema izquierdas del prisma.
Tomaremos como sentido positivo el eje Gx el correspondiente a los arcos
crecientes sobre C. Los sentidos positivos de los ejes Gy y Gz serán tales que
hagan que el sistema de referencia adoptado sea un sistema directo. Mediante
la aplicación del método de secciones, realizando los cortes ideales
adecuados, podemos reducir cualquier estructura. Por compleja que sea, a un
determinado número de prismas mecánicos.
Sobre cada una de estas piezas además de las cargas que estén aplicadas,
habrá que considerar en las secciones extremas la acción que el resto de la
estructura ejerce sobre ella que, en general.se materializará en una fuerza y en
un momento. Es evidente que en cualquier sección común a las piezas
continuas estas fuerzas y momentos respectivos serán vectores iguales y
opuestos, en virtud del principio de acción y reacción.
La forma de los diversos prismas mecánicos que constituyen la mayoría de las
estructuras, se reduce esencialmente a los siguientes tipos:
o Barra: se llama así al prima mecánico cuyas dimensiones de la
sección transversa son pequeñas en comparación con la longitud
de la línea media.

En la mayoría de las estructuras, tanto en obras como en construcción de


maquinaria, es este tipo de prismas mecánico el que se utiliza. Dentro de este
tipo, la mayor parte de barras utilizadas son prismas mecánicos planos, es
decir, con línea media contenida en un plano, siendo este, además, plano de
simetría del prisma
En la determinación de la forma del prisma mecanico, es decir, de la pieza
como elemento integrante de una estructura, se tendrá en cuenta.
Fundamentalmentela clase de material empleado y modo de trabajo a que se
va estar sometido ésta.
Un ejemplo claro en una estructura de hormigón armado la forma mas
empleada es la seccion transversal rectangular en vigas y cuadrada en pilares,
mientras que en estructura metálicas secciones muy usuales son el pefil
laminado doble en vigas, o dos secciones en U soldadas en pilares (figurra
anterior)

o Placa: Es un cuerpo limitado por dos planos, cuya distancia –el


espesor- es pequeña en comparación con lasotras dos
dimensiones. En la siguiente figura se representa una placa
rectangular y otra circular

Pertenecen a este tipo de lozas que se fabrican para tapar depósitos


subterráneos, asi como las placas utilizadas como forjados en las edificaciones.
o Cáscara: Es un cuerpo limitado por dos superficies no planas, a
distancia pequeñas en comparación con las otras dos
dimensiones

Son de este tipo caso todos los depósitos, como los tanques de agua, silo
gasométrico, etc. Así como las tuberías de gran diámetro y, en general, las
estructuras familiares.
En los últimos tipos, es decir, en placas y cascaras, en vez de línea media se
utiliza la superficie media, que se define como la constituida por los puntos que
dividen el espesor en dos partes iguales.

PROPIEDADES DE LOS SOLIDOS


 Deformación elástica

Se da normalmente a grados de deformación bajos y es reversible, es


decir, si se retira la carga la deformación desaparece. El valor de la
deformación es directamente proporcional a la tensión mediante una
constante, el Módulo de elasticidad o de Young (E).
Debido a que se trata de una zona dónde la deformación no es
permanente, podemos utilizar la Ley de Hooke para calcular el módulo de
Young, que se corresponde a la pendiente de la recta.

Directamente relacionada con el módulo de Young está la rigidez, es


decir, la resistencia que ofrece un cuerpo a ser deformado por acción de
una fuerza aplicada. A mayor módulo de Young, más rígido es el material
y más resistencia opone a la deformación elástica.
En la zona de deformación elástica distinguimos tres puntos importantes:
1. Límite elástico real: tensión mínima a la que se produce el
movimiento de las dislocaciones. Resulta difícil de medir.
2. Límite proporcional o punto de fluencia (P): hasta ese punto, la
deformación es proporcional a la tensión y puede aplicarse la Ley
de Hooke.
3. Límite elástico (σy): Punto de intersección entre la curva de σ/ε y
una recta con pendiente igual a E pero desplazada 0,002 unidades
en ε. Es una medida de la resistencia del material a la deformación
plástica.

 Resiliencia

Es la capacidad de un material para absorber energía elástica cuando se


deforma aplicando una tensión y cediéndola nuevamente quitando la
tensión, es decir, la energía de deformación que puede ser recuperada
de un cuerpo deformado cuando cesa el esfuerzo que causa dicha
deformación. El módulo de resiliencia (Ur) es la energía de tensión por
unidad de volumen necesaria para deformar un material hasta el
límite elástico, y viene definida por:

Cuando se cumple la ley de Hooke podemos aproximar el


módulo de resiliencia a:

La resiliencia es igual al trabajo externo realizado para deformar


un material hasta su límite elástico (la tenacidad es hasta el
punto de fractura). Algunos materiales con resiliencia elevada
son la tela de araña o los tendones.
 Deformación plástica

La deformación elástica dura aproximadamente hasta que ε≈0.02. A partir


de ese punto deja de cumplirse la Ley de Hooke y la deformación deja de
ser reversible, por lo que el material ya no vuelve a su estado original, nos
encontramos pues en la zona de deformación plástica. En esta zona, si
se continúa aplicando tensión, el material se seguirá deformando
hasta que se rompa.
La resistencia a la tracción (TS) es la máxima tensión que puede
soportar un material sometido a un esfuerzo de tracción
(máximo de la curva σ/ε). A partir de ese punto, comienza la
estricción, es decir, la reducción de la sección hasta que se
produce la ruptura.

 Tenacidad

La tenacidad es la capacidad de un material para absorber energía


previamente a la fractura. En el gráfico de tensión deformación se
describe como el área total bajo la curva σ/ε. Tiene unidades de
energía/unidad de volumen.

 Ductilidad

La ductilidad mide el grado de deformación plástica que puede


soportar un material hasta que se rompe. Si el material se puede
deformar mucho antes de la ruptura, este es dúctil. Cuando un
material no se puede deformar porque se rompe, es quebradizo.
La ductilidad se expresa como el % de alargamiento relativo (%EL) o
bien por el % de reducción del área (%AR):

La ductilidad indica el grado de deformación que tolera un material antes


de la fractura y, normalmente, aumenta con la temperatura.

 Tensiones y deformaciones reales


La tensión que hay que aplicar para continuar con la deformación del
material disminuye cuando superamos el punto de resistencia de la
tracción. Eso parece indicar que el material es más débil. Realmente, el
área de la sección de la probeta que sufre la tensión decrece y eso
provoca que la probeta soporte menos carga. Idealmente suponemos que
el área de la sección se mantiene constante.

La tensión real (σT) es la fuerza de carga dividida entre el área de la


sección instantánea sobre la que tiene lugar la carga (Ai).

 Recuperación elástica durante la deformación plástica


Si aplicamos una σ a un material hasta sobrepasar σ y0 (D), cuando
retiramos la σ queda una deformación permanente que tiene una
recuperación elástica, lo que significa que, cuando se hace la descarga
se obtiene una recta con la misma pendiente que representa la zona de
deformación elástica. Si se aplica una nueva tensión, se vuelve a deformar
elásticamente hasta D, donde vuelve a deformarse plásticamente. Como
consecuencia a este hecho, el límite elástico del material ha aumentado
(σy1 > σy0) y, por tanto, también ha aumentado la dureza del material.

 Dureza
La dureza es la medida de la resistencia de un material a la deformación
plástica localizada. Es importante destacar que los valores de dureza no
se extraen de las curvas de tensión-deformación, sino que hay muchas
formas diferentes de medirla y también muchas escalas diferentes.
 Escala de Mohs
Es la forma más antigua de cuantificar la dureza y se basa en poner
en contacto dos minerales y ver qué mineral es el que ralla al otro.
 Dureza de Rockwell
Se mide la dureza a partir de la diferencia de profundidad producida
por un impactador con dos cargas diferentes sobre la superficie de
la muestra, que necesariamente debe ser plana. En función del tipo
de impactador (cónico o esférico) y de las cargas inicial (Ci) y final
(Cf) tenemos diferentes escalas posibles de dureza:

 Otras escalas
Ensayo de Brinell: Mide la dureza usando un impactador esférico
sobre la muestra con cargas sucesivas entre 500 y 3000 kg en
intervalos de 500 kg, mientras se mantiene la carga un tiempo de
entre 10 y 30 s. La muesca se mide con una lupa. Hay una única
escala que se indica por: XX HB (B de Brinell)
Ensayo de Vickers: Se trata de un ensayo de microdureza, por lo
que se utilizan cargas mucho menores. Solo hay una escala que
se indica por: XX HV (V de Vickers).
Ensayo de Knoop: Se trata de un ensayo muy similar al de Vickers,
dónde también se mide microdureza. La diferencia principal entre
ambos es la carga que se utiliza. Solo hay una escala que se indica
por XX HK (K de Knoop).

Es importante remarcar que la comparación de durezas entre escalas


diferentes no es sencilla.
CLASIFICACION DE LAS FUERZAS QUE ACTUAN EN UNA ESTRUCTURA
 Fuerzas Externas

Representan la acción que ejercen otros cuerpos sobre el cuerpo rígido


en consideración. Ellas son las responsables del comportamiento
externo del cuerpo. Las fuerzas externas causan que el cuerpo se
mueva o aseguran que este permanezca en reposo.

Modo de aplicación
 Estática
 Dinámica
Permanencia
 Momentánea
 Sostenida
Estabilidad
 Fija
 Fluctuante-Invertida
Origen
 Gravedad
 Carga muerta
 Carga viva
 Presión hidrostática o empuje
 Viento
 Sísmico
 Térmico
Extensión de la zona de aplicación
 Concentrada
 Repartida
 Uniforme
 Triangular
 Trapezoidal
 Parabólica
 Arbitraria
Lugar de aplicación y dirección
 Elementos Prismáticos
 Centrada Axial
 Excéntrica
 Normal al eje contenida en un plano principal
 Normal al eje fuera de un plano principal
 Elementos Laminares Planos
 En el plano
 Normales al plano
 Elementos Laminares Curvos
 Tangentes a la superficie
 Normales a la superficie

 Fuerzas Internas

Son aquellas que mantienen unidas las partículas que conforman al


cuerpo rígido. Si este esta constituido en su estructura por varias partes,
las fuerzas que mantienen unidas a dichas partes también se definen
como fuerzas internas.

Efectos que producen


 Axiales
Fuerza que actúa a lo largo del eje longitudinal de un miembro
estructural aplicada al centroide de la sección transversal del
mismo produciendo un esfuerzo uniforme.
 Cortantes
Fuerza que es tangencial a la superficie sobre la que actúa, dada
como respuesta a una fuerza aplicada
 Flectores
Se produce al flexionar la sección de una viga u otro elemento
estructural; equivalente a la suma de los momentos respecto del
centro de gravedad de esa sección.
 Torsores
Cuando las cargas externas tienden a torcer el material o
miembro, de manera que se produce una curvatura a lo largo de
su eje longitudinal producto del esfuerzo aplicado sobre él.

ESTRUCTURAS HIPERESTATICAS
Una estructura es hiperestática cuando el número de recciones exteriores y/o
de fuerzas internas desconocidas es mayor que el número de ecuaciones de
equilibrio estático que se puede imponer. Las ecuaciones adicionales
necesarias para completar el planteamiento del problema hiperestático se
encuentran considerando la deformación de la estructura, e imponiendo las
necesarias condiciones de compatibilidad de movimientos. Combinando estas
ecuaciones son a de equilibrio se puede resolver simultáneamente el problema
de determinar las fuerzas y los movimientos de la estructura.
Hay dos métodos básicos para obtener las ecuaciones adicionales:
 Método de compatibilidad

También llamado método de las fuerzas o método de flexibilidad. Toma


las fuerzas como incógnitas del problema. Las ecuaciones de equilibrio
se escriben en función de las fuerzas aplicadas y de las reacciones.
En una estructura hiperestática, el número de reacciones o fuerzas
internas desconocidas excede el número de ecuaciones independientes
de equilibrio en un número que, como hemos visto, se llama grado de
hiperestatismo. Se selecciona un conjunto de fuerzas incógnita
redundante (reacciones o internas), se liberan las condiciones de apoyo
o de enlace correspondiente, y se suponen las fuerzas redundantes
actuando sobre la estructura como si esta fuese isostática (estructura
isostática base). Se escribe entonces una ecuación de compatibilidad
por cada punto donde se ha liberado un apoyo o enlace; esta ecuación
debe imponer que los movimientos de la estructura “liberada” sean
idénticos a los de la estructura original. Estas ecuaciones se expresan
en función de las incógnitas hiperestáticas, con lo que se obtiene un
sistema de ecuaciones lineales simultanea cuya resolución permite
determinar aquellas.
La estructura de la figura está formada por tres muelles lineales de
idéntica rigidez (k) que soportan una placa rígida. Se pretende
determinar la fuerza que soporta cada muelle si sobre la placa actúa una
fuerza P excéntrica como la graficada.
Grafica Nª1

Llamemos F1, F2 y F3 a las fuerzas que soporta cada uno de los muelles.
Las dos ecuaciones de equilibrio estático aplicables son:

En este problema se tienen tres incógnitas y solo dos ecuaciones, o sea


que el problema es una vez hiperestático. Se elige, por ejemplo, como
fuerza redundante F2. En una función de esta, las ecuaciones de equilibrio
se pueden reescribir como:

La ecuación adicional necesaria para resolver el problema se obtiene


tomando en cuenta los movimientos de la estructura. Así, el
desplazamiento vertical del punto B en la placa rígida debe ser igual al
alargamiento del muelle 2.
Los dos problemas estáticamente determinados que se deben resolver y
se muestran en el siguiente gráfico:

Grafica Nª2
Para el primer problema, indicado en la gráfica 1, despejamos de las
ecuaciones de equilibrio F1 y F3 en función de la redundante F2 y se
obtiene:

Usando las relaciones fuerza-desplazamiento en los muelles 1 y 3 es


posible calcular sus alargamientos y, por consiguiente, los
desplazamientos verticales de los puntos A y C:

Como la placa horizontal es rígida, es posible expresar el desplazamiento


del punto B en función de los desplazamientos en A y en C, como se
muestra en la gráfica. El desplazamiento en B es claramente el valor
medio de los desplazamientos en A y en C, esto es:

El segundo problema estáticamente determinado se muestra en la figura.


Si la estructura debe quedar bien ajustada al recombinar los dos
problemas estáticamente determinados, el desplazamiento en B en el
primer problema deber ser igual al alargamiento del elemento central en
el segundo problema, o sea:

Igualando las expresiones obtenidas para ∆B en los dos problemas, se


tiene:

De donde se obtiene el valor de la incógnita hiperestática F 2 = P/3. F1 y


F3 se pueden entonces determinar con las ecuaciones:

Estas fuerzas verifican las ecuaciones de equilibrio originales. El


alargamiento de cada elemento se puede determinar muy fácilmente con
la fórmula:

Observe que la elección de la F2 como redundante es arbitraria. El


problema puede resolverse de manera análoga tomando cualquiera de
las otras dos fuerzas como incógnita hiperestática. Note también que se
ha resuelto el problema mediante la imposición de una sola ecuación de
compatibilidad ya que el problema es una vez hiperestático.

 Método de equilibrio

También llamado método de la rigidez. Toma los movimientos como


incógnitas del problema, expresados de tal forma que se respeten las
condiciones de compatibilidad entre los distintos elementos. A
continuación, se escriben las ecuaciones de equilibrio en función de los
movimientos independientes, para lo cual se utilizan las relaciones fuerza-
desplazamiento de os elementos individuales. Por este procedimiento se
obtiene un sistema de ecuaciones lineales simultaneas cuya resolución
permite determinar los movimientos independientes. A partir de estos se
pueden determinar las fuerzas en los elementos volviendo a usar las
relaciones fuerza-desplazamiento.
A manera de ejemplo, veamos ahora como resolver la estructura
hiperestática de la gráfica 1-a aplicando el método de los movimientos.

Grafica Nº1

Grafica Nª2

Consideremos los movimientos de la estructura que se muestra en la


gráfica 2-c. Aunque en la grafica se indican tres desplazamientos
distintos, ∆A, ∆B y ∆C, solo dos de ellos son independientes debido a que
la placa horizontal se mueve como cuerpo rígido. Para que cumpla la
condición de compatibilidad impuesta por el hecho de que la plaza es
rígida, debe ser:
Por otra parte, las relaciones fuerza-desplazamiento para los tres muelles
son.

Por último, se tienen las ecuaciones de equilibrio aplicables al problema.


Estas son:

Sustituyendo en estas ecuaciones las relaciones y eliminando ∆ B según


quedan en la forma:

Operando, queda un sistema de la forma.

Este sistema de ecuaciones se resuelve para obtener:

Con ∆B = 4P/12K. Usando ahora las relaciones, se puede calcular las


fuerzas en los muelles como:

Observe que se ha resuelto el problema mediante la imposición de dos


ecuaciones de equilibrio, ya que el problema tiene dos desplazamientos
independientes. Note también que los resultados obtenidos son,
naturalmente, idénticos a los obtenidos en el método de compatibilidad.

ORIGEN TERMICO
Se ha supuesto que todos los elementos y estructuras que hasta ahora se han
considerado se mantienen a la misma temperatura cuando cargan. Ahora se
estudiarán varias situaciones que involucran cambios de temperatura.
Si la temperatura de una varilla se eleva en ∆T, se observa que la varilla se
alarga por una cantidad 𝛿 T, que es proporcional tanto al cambio de temperatura
∆T como a la longitud L de la varilla.

Donde a es una constante característica del material, llamada coeficiente de


expansión térmica. Como 𝛿 T y L se expresan ambas en unidades de longitud, a
representa una cantidad por grado C o por grado F, dependiendo si el cambio
de temperatura se expresa en grados Celsius o Fahrenheit.
Con la deformación ∆T debe asociarse una deformación𝜖 𝑇 = 𝛿𝑇 /𝐿.
Recordando la ecuación:

La deformación 𝜖 𝑇 se conoce como deformación unitaria térmica, ya que es


causada por el cambio en la temperatura de la varilla. En el caso que
consideramos aquí, no existe esfuerzo asociado con la deformación 𝜖 𝑇 .
Ahora suponga que la misma varilla AB de longitud L se coloca entre dos
soportes fijos a una distancia L uno del otro. Nuevamente, no existe esfuerzo ni
deformación en esta condición inicial. Si se eleva la temperatura en 𝜖 𝑇 , la varilla
no puede alargarse debido a las restricciones impuestas en sus extremos; la
elongación 𝛿 T de la varilla es por lo tanto cero. Como la varilla es homogénea y
de sección transversal uniforme, la deformación 𝜖 𝑇 en cualquier punto es
𝜖 𝑇 = 𝛿𝑇 /𝐿 y, por lo tanto, también cero.
Sin embargo, los soportes ejercerán fuerzas P y P’ iguales y opuestas sobre la
varilla después de que se haya elevado la temperatura, para evitar que se
elongue. Se tiene, por lo tanto, que se crea un estado de esfuerzos (sin su
correspondiente deformación) en la varilla.

En la preparación para determinar el esfuerzo σ creado por el cambio de


temperatura ∆T, se observa que el problema por resolver es estáticamente
indeterminado. Por lo tanto, primero deberá calcularse la magnitud P de las
reacciones en los soportes a partir de la condición de que la elongación de la
varilla es cero. Utilizando el método de superposición descrito anteriormente,
se libera la varilla de su apoyo B y se le permite alargarse libremente mientras
sufre el cambio de temperatura ∆T . De acuerdo con la fórmula, el alargamiento
correspondiente es:

Aplicando ahora al extremo B la fuerza P que representa la reacción


redundante, y empleando la fórmula, se obtiene la segunda deformación:

Expresando que la deformación total 𝛿 debe ser cero, se tiene:

de donde se concluye que:

y que el esfuerzo en la varilla debido al cambio de temperatura ∆T es:

Debe recordarse que el resultado obtenido aquí y la anterior observación con


respecto a la ausencia de deformación alguna en la varilla sólo se aplican al
caso de una varilla homogénea con sección transversal uniforme.
Cualquier otro problema que implique una estructura restringida sometida a un
cambio de temperatura debe analizarse en las condiciones aplicables. Sin
embargo, el mismo enfoque general puede usarse, es decir, es posible
considerar, en forma separada, la deformación debida al cambio de
temperatura y la debida a la reacción redundante y superponer las soluciones
obtenidas.
CONCLUCIONES
BIBLIOGRAFIA

LIBROS
 Resnick, Robert & Halliday, David (2004). Física 4ª. CECSA, México
 Antonio Máximo, Beatriz Alvarenga (2005). Física General. México D.F.
 Ferdinand P. Beer, E. Russell Johnston, Jr. John T. DeWolf, David F.
Mazurek (2012). Mecanica de Materiales 6ta Edition The McGraw-Hill
Companies, Inc.

PAGINAS WEB
 https://www.ecured.cu/Velocidad#Clasificaci.C3.B3n
 https://www.fisicalab.com/apartado/velocidad#contenidos
 http://www.sc.ehu.es/sbweb/fisica/cinematica/rectilineo/rectilineo.htm
 https://concepto.de/mecanica-en-fisica/
 https://es.scribd.com/doc/57547530/Movimiento-rectilineo-uniforme
 https://www.studocu.com/es/document/universitat-autonoma-de-
barcelona/sintesis-y-estructura-de-materiales/apuntes/t5-propiedades-
de-los-solidos/2491987/view
 http://www.parro.com.ar/index.php
PROBLEMAS: