Está en la página 1de 3

CHINA, PRINCIPAL RUTA DE IMPORTACION

PARA LOS BOLIVIANOS


En los últimos años la visita de bolivianos a la República Popular de China se hizo
cada vez más frecuente, especialmente en las fechas en las que se realizan la
“Feria de Cantón” que son abril y octubre.

Luis Sardón, comerciante mayorista de Peluches y regalos, viaja a China al menos


dos veces por año, para renovar su mercadería y estar a la par de las tendencias y
exigencias de sus clientes.

Sus viajes iniciaron por la competencia que empezó a surgir entre los
comerciantes en cuanto a precios y productos “Anteriormente traía mi mercadería
desde Iquique – Chile, por algunos años el negocio fue factible, sin embargo,
nuevos mayoristas empezaron a aparecer ofreciendo el mismo producto a
menores precios e inclusive a precios sin ganar casi nada en Bolivia.
Definitivamente el negocio ya no me convenía porque entre pagar alquileres de la
tienda, depósitos, el trasporte, los empleados, adunas y la facturación los precios
ya no salían en comparación a lo que vendía mi competencia” manifestó el señor
Sardón. Entre deudas con sus proveedores, prestamos con el banco, competencia
de precios en su rubro y obligaciones con la Familia, Luis Sardón propietario de
una tienda mayorista en la Huyustus decide viajar al país asiático en búsqueda de
mercadería y nuevos proveedores en el año 2002.

Con poco conocimiento de importación y tras tres largos días de viaje, el señor
Sardón llego a Cantón, la feria más grande del mundo en la ciudad de Guangzhou
con el objetivo de adquirir mercadería a precios competitivos para importarlos a
Bolivia. Sin embargo, el poco dominio de inglés y conocimiento nulo del idioma
chino no fueron impedimento para que el pueda realizar sus negocios allá “Gracias
a que varios años trabaje con proveedores chinos allá en ZOFRI en la ciudad de
Iquique, conocí a un amigo Alex, quien al comentarle acerca de mi situación
económica y los objetivos que tenía como comerciante no dudo en ayudarme. Me
contacto con su hermano Shang allá en China, quien me ayudó como traductor y
guía de negocios para visitar las ferias, las fábricas y además a embarcar los
productos” manifestó el señor Sardón.

Los primeros viajes solamente se dedicó a importar la misma mercadería que traía
antes de ZOFRI-IQUIQUE con la diferencia de que eran a mejores precios, al
menos con el 90% menos en comparación de lo que compraba en el vecino país
“La importación es más directa” indica Sardón, la misma gente que iba a comprar a
Iquique, ahora le compraba a el señor Sardón, con la diferencia que ahora ya no
gastaban en pasajes, papeleos, transporte ni aduanas y obtenían la misma
mercadería directamente en La Paz - Bolivia y al mejor precio.

POBLEMAS

Sin embargo, al pasar de los años varios comerciantes bolivianos al igual que él
habían empezado a incursionar en la importación de los mismos productos desde
China. Nuevamente el negocio había decaído y ya no era tan rentable como antes.
A pesar de ello y con la ayuda de sus hijas, el señor Sardón empezó a investigar
otro tipo de mercados, marcas y productos para importar y tener así éxito en el
mercado boliviano. “ Siento que si me quedaba con los brazos cruzados y solo
competía con precios con los otros proveedores no terminaría en nada, por ello
empezamos a diseñar nuestros propios peluches para fabricación e incursionar en
una marca Alemana “Nici” como importadores manifestó Sardón, Tras varios años
de inversión, ganancias y pérdidas de dinero y uno que otro percance el
importador afirma “ Importar tiene sus ventajas y desventajas No me arrepiento,
sinceramente acá se invierte mucho dinero alrededor de 80.000 a 100.000 dólares
por contenedor, pero el negocio es así, quien no arriesga no gana y las fuentes de
trabajo en el país, escasean no queda mas que incursionar en el comercio” por ello
nos doto de cierta información para saber mas o menos cuanto se gasta y como es
importar de China.
CHINA RUTA DE EL NEGOCIO, LA OFERTA Y LA DEMANDA
En los centros comerciales chinos existen varios pisos de tiendas con más de 20.000
empresas que ofrecen a los importadores de diferentes países del mundo variedad
de productos, artículos y accesorios, desde lo más barato. Se vende por stocks y ha
pedido. De la calidad dependen los precios.

EL VIAJE

En cuanto a los pasajes se puede encontrar boletos desde los 1.600 dólares hasta
los 2.200, dependiendo la ruta que puede ser por Europa o por Estados Unidos.
Sin embargo, los precios de los pasajes se incrementan en abril y octubre, fechas
en las que se realizan las ferias más grandes.

Por ello aconseja quedarse al menos 3 semanas en ese país para poder hacer
distintas visitas a las fábricas, ferias y así comparar la calidad de los productos.

La estadía en este país es relativamente económica, ya que un hotel con baño,


televisor e internet puede costar 20 dólares la noche y la comida es relativamente
económica, no pasa de los 3 dólares.

COSTOS

Los costos de importación de productos chinos a Bolivia son elevados,


dependiendo del tipo de producto que se vaya a importar los costos varían.

El alquiler del container que el trae son grandes, entran aproximadamente 180
cajas de peluches el transporte del mismo implica un costo entre los 4.000 y 5.000
dólares hasta los puertos de Arica o Iquique por barco, de ahí el transporte
terrestre de Chile hasta Bolivia abarca entre los 8000 y 9000 dólares incluyendo el
porcentaje del costo en Aduana Nacional, a ello se debe agregar el 10% del costo
del contenedor total, “Digamos si mi contenedor cuesta 80.000 debo pagar 8.000
dólares a mi agente comercial con el que se trabajó en China por el trabajo
realizado allá y el embargue de mi mercadería” señaló Sardón. Sin embargo, pesar
de estos gastos, los precios de los productos que importa siguen llegando baratos
en comparación a lo importaba en Iquique.

TIEMPO
Los Productos chinos llegan a puertos chilenos en contenedores o conteiner.
Dependiendo de la mercadería que hayan comprado los bolivianos, si son productos
que ya existen a disposición o son productos que hay que fabricar.
Normalmente los productos ya fabricados llegan a puerto chileno, de 1 a 2 meses.
Mientras que los productos que deben ser fabricados tardan como mínimo 2 meses
a 3 meses en llegar a puertos chilenos. De ahí pasan a la desaduanización Boliviana
en un tiempo aproximado de uno a dos meses.
Por ellos, es recomendable viajar con al menos 3 o 4 viajar con meses de
anticipación previos al mes que quieres que llegue tu mercadería.
en la desaduanización un tiempo aproximado de uno a dos meses.

Los contenedores para la importación


Los Productos chinos llegan a puertos chilenos en contenedores o conteiner.
Dependiendo de las empresas y los artículos que compran los bolivianos envían
contenedores consolidados, es decir comparten el espacio con otros importadores.
Los que llevan grandes o pesadas mercancías importan en varios contenedores.
El viaje de la

mercadería a Bolivia

Cuando el producto es puesto en un puerto de la China el tiempo que se tarda en


entregar a la Aduana Boliviana es de aproximadamente un mes.
Mes para sacar la mercadería
Una vez que el producto llega a la Aduana Regional de Cochabamba de los puertos
de Arica e Iquique tarda en la desaduanización un tiempo aproximado de uno a dos
meses.
Puestos formales e informales
La mercadería sale de la Aduana Regional a puestos informales y formales, en
algunos casos la venta es al menudeo y sin factura. Otro sector es el de los
comerciantes que internan los productos de contrabando y oferta la mercadería
china a precios mucho más reducidos que los de importadores legales.

También podría gustarte