Está en la página 1de 5

¿Qué incluye un mantenimiento automotriz?

A. Cambio y calibración de las bujías

Las bujías deben ajustarse o sustituirse cada cierto tiempo. Algunos fabricantes de carros
recomiendan que se cambien cada que el vehículo recorra entre 30 mil km y 60 mil km. Si una bujía
no está bien calibrada o no sirve provocará una falta de potencia en el motor, consumo excesivo de
combustible y un motor que contamina.

B. Un diagnóstico con escáner

El diagnóstico con escáner de un coche consiste principalmente en revisar todas las unidades de
control electrónico que se le han instalado, para detectar si existe una falla o código de error en éstos.
Ejemplo: “Falla en sensor de oxígeno”.

C. Cambio del filtro de aire

Cuando un carro se encuentra en el servicio de afinación, uno de los indicios de que sus filtros de aire
deben ser reemplazados es la falta de potencia al acelerar y un humo de escape opaco u obscuro.

Éstos permiten la entrada de aire limpio al motor para producir la combustión. Con el uso los filtros
se van engrasando y se pueden tapar impidiendo la entrada de ventilación, alterando la relación entre
aire y combustible de un motor.

Si un filtro se tapa produce una mala combustión y excesivo consumo de carburante, es por ello que
debe sustituirse.

D. Remplazo del filtro de aceite

El filtro de aceite de un coche aísla las partículas de suciedad que puedan adherirse a los residuos de
la combustión o al aceite.

Es necesario cambiar los filtros porque cuando se ensucian provocan que la capacidad anticorrosiva
de las piezas de un motor disminuya, es decir, provoca un mayor desgaste de éstas, además de que
hace variar la viscosidad del aceite.

La periodicidad con que se tiene que sustituir un filtro varía dependiendo de las recomendaciones
del fabricante de vehículos, sin embargo, lo más común es que su vida útil sea de 10 mil km.
Es muy importante que los conductores sepan que en una afinación de carros los filtros de aceite no
se pueden limpiar, se deben reemplazar, ya que son sumamente delgados miden entre 10 y 40 micras
de espesor (son más delgados que un cabello humano) y lo más probable es que si se limpian se
horaden o se rasguen.

Cuando se lleva un auto al servicio lo recomendable es que si en el taller o agencia se hace un cambio
de aceite, también se cambien los filtros viejos para evitar que el aceite nuevo se vuelva a contaminar
con partículas.

E. Sustitución del filtro de la gasolina

La función de un filtro de gasolina consiste en evitar que entren partículas sólidas a los inyectores y
el motor de un coche.

La periodicidad con que deben cambiarse depende de las recomendaciones del fabricante de cada
transporte, no obstante aproximadamente se cambian cada 60 mil km. Incluso, existen vehículos que
pueden conservar el filtro durante toda su vida útil.

Por otro lado, un indicador de que el filtro de gasolina debe ser reemplazado en el servicio de
afinación es cuando un carro comienza a tener problemas con los inyectores de su motor.

Probablemente la causa sea un filtro de gasolina que ya no sirve, es decir, un filtro que ha dejado
pasar partículas provenientes de los surtidores de gasolina o partículas de la corrosión de los tanques
que surten el combustible.

F. Revisión y ajuste del sistema de inyección

Es muy importante que en el servicio de un coche se revisen los inyectores, se debe checar que estén
limpios, es decir, libres de impurezas del combustible y que tengan una respuesta adecuada a los
impulsos eléctricos y mecánicos del sistema automotriz.

Del sistema de inyección depende la cantidad de gasolina que se suministra al motor para que pueda
funcionar. Los inyectores de un carro deberán ser cambiados en una afinación si el humo emitido por
el escape es color negro o si se detecta una falta de potencia en el motor.

Otros síntomas de un mal funcionamiento del sistema de inyección son: calentamiento excesivo,
aumento del consumo de combustible y ruido de golpeteo del motor.

G. Cambio del aceite del motor


El aceite se sustituye para que el motor funcione suavemente, es decir, para que se reduzca la fricción
y el desgaste de las piezas del motor. También se reemplaza porque en la medida en que se usa un
coche, el aceite se quema y contamina con partículas externas o derivadas de la oxidación.

Cuando se cambia el aceite de un motor mejora su rendimiento y se evita un consumo excesivo de


gasolina, asimismo aumenta su tiempo de vida útil.

En el servicio dependiendo de la antigüedad del carro se usan tipos aceites; de poca viscosidad para
los nuevos, mientras que para los viejos se utilizan lubricantes más espesos para mayor resistencia.

H. Revisión del tiempo de encendido del motor

El tiempo de encendido hace referencia al periodo en que tardan las bujías de un carro en encenderse
y generar una chispa para producir la combustión de la gasolina y por lo tanto la puesta en marcha
de un vehículo.

En la afinación, se revisa el tiempo de arranque para que los vehículos obtengan su más alto nivel de
rendimiento. Un coche electrónico no necesita que se le ajuste el arranque, sin embargo, uno viejo
con motor de cuatro tiempos sí lo necesita cada cierto periodo.

Los mecánicos detectan que el tiempo de arranque está fallando cuando escucha sonidos metálicos
en el motor o si nota que la alimentación de éste es muy rica o muy pobre. Para ajustarlo utilizan una
pistola estroboscópica.

H. Examinación de las bandas, alternador, ventilador y sistema de enfriamiento

En un servicio automotriz se revisa que el motor no haga un ruido similar a un “chillido”, si se detecta
puede ser que las bandas de un carro estén desgastadas.

Existen dos tipos de bandas vehiculares, las primeras son llamadas de accesorios y son aquellas que
hacen funcionar el aire acondicionado y que mueven la bomba hidráulica del sistema de dirección y
del alternador.

El segundo tipo es la correa de distribución que está encargada de sincronizar los tiempos del motor,
la apertura y cierre de las válvulas de admisión y escape, y la función del encendido del propulsor.
Esta banda puede ser de caucho o una cadena metálica. Los cuidados preventivos para la cadena
metálica son casi nulos a menos de que se escuche algún sonido extraño.

A pesar de que las bandas están hechas para durar toda la vida útil de un vehículo, ya sean del tipo
de accesorios o de correa de distribución, se debe consultar los tiempos de revisión que indican los
manuales de los fabricantes, los cuales normalmente recomiendan que después de 65 mil km
recorridos deben ser revisadas y cambiadas.

Si las bandas no se cambian o revisan después del kilometraje recomendado, se corre el riesgo de que
se rasguen o rompan ocasionando la desincronización del motor incluso su colapso.

J. Ajuste de la presión de los neumáticos, rotación y balanceo

Con el transcurso del tiempo y por los recorridos que un coche realiza los neumáticos van perdiendo
presión, por ello se revisan cada cierto tiempo, ya sea antes de un recorrido largo en carretera, antes
de transportar una carga pesada, o como prevención cada mes.

En el servicio de mantenimiento los mecánicos checarán y ajustarán la presión de inflado de las


llantas a los niveles recomendados por el fabricante. Esto es para aumentar el rendimiento de los
neumáticos y evitar que se degraden, además garantizará la seguridad de los pasajeros a bordo.

Cuando el aire de los neumáticos está mal calibrado puede ocasionar que se ponchen, se salgan de la
llanta repentinamente o que un automóvil no frene a tiempo. Además, ocasionan un gasto mayor de
combustible.

Otro aspecto que se revisa en una afinación es el balanceo de las llantas, el cual se recomienda cada
10 mil km o según las indicaciones del manual del carro. También se recomienda el chequeo después
de pasar por un bache o un choque.

Un balanceo de llantas consiste en ajustar la relación de los ángulos entre la suspensión, dirección y
ruedas del vehículo. Normalmente un signo de que un auto está mal balanceado es que el conductor
sienta vibraciones en el volante.

K. Revisión del sistema de frenado

La revisión del sistema de frenado es recomendado cada 20 mil km y consiste en revisar que el líquido
de frenos sea suficiente y tenga un nivel adecuado, que no existan fugas de éste, que no exista una
cantidad de aire innecesaria en el mecanismo, que los amortiguadores respondan correctamente y
que los discos de freno y balatas no estén adelgazados.

Un mantenimiento también incluye:

• Lavado de inyectores
• Lavado de motor
• Lavado de carrocería
• Revisión de luces
• Revisión del claxon
• Revisión de la batería

Cabe destacar que según la agencia o el taller de afinación ofrece diferentes revisiones según el
kilometraje recorrido, algunas ofrecen un servicio básico para vehículos nuevos que han recorrido
de 5 a 10 mil kilómetros y otras para los que han recorrido de 20 a 60 mil kilómetros o más, que
consiste en realizar todas las revisiones mencionadas anteriormente.

¿Cuándo se debe realizar el afinado de un auto?

No existe un tiempo exacto para llevar a afinar un coche, ya que los periodos de revisión de cada uno
varían según los fabricantes o marca. Los conductores pueden saber el tiempo en que su transporte
necesita ser revisado a través del manual de fabricante o la garantía.

Por otro lado, en general los fabricantes recomiendan la afinación de un carro después de los
primeros seis meses de uso o después de haber hecho un recorrido estimado de 5 mil kilómetros.

Posteriormente se recomienda realizarlo cuando el kilometraje llegue a 10, 20, 30, 40 y 100 mil km.
El kilometraje puede ser consultado en el odómetro o cuenta kilómetros que se encuentra en el
tablero frontal de un coche, frente al conductor.

El mantenimiento de un vehículo es necesario para su correcto funcionamiento

Finalmente, se puede decir que el servicio de afinación de un carro es imprescindible. Mediante éste,
la vida útil de un coche se prolonga y se garantiza la seguridad de los pasajeros. Además, para que un
auto pueda funcionar óptimamente necesita de una revisión periódica, minuciosa y cuidadosa, sin
importar si se usa diario o permanece varios días sin moverse.

¡COTIZA TU SEGURO DE AUTO!