Está en la página 1de 34

UNIVERSIDAD NACIONAL DEL CENTRO DEL

PERU

FACULTAD DE ZOOTECNIA

MANUAL DE PRÁCTICAS DE
LOMBRICULTURA

AUTORA
Blga.Mcblga. Noemí Mayorga Sánchez

HUANCAYO-PERU
2019
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRESENTACION

El presente Manual de Lombricultura fue elaborado con el objetivo de crear


un documento guía que instruya a los estudiantes de la Facultad de Zootecnia
en la ejecución de actividades básicas en el área de Lombricultura,
proporcionando las herramientas básicas para realizar prácticas e
investigaciones estudiantiles; a su vez se busca que alcancen competencias
para obtener lombrihumus y pie de crías de la lombriz roja californiana que
cuentan con la acogida de diversos proyectos de agroecosistemas dirigidos a
pequeños productores, cuyo interés se basa en la producción y obtención de
lombrihumus para el abono en sus parcelas.

Para lograr lo anterior se establecerá un programa de reciclado de los


subproductos agrícolas y pecuarios que se generan en las Estaciones de la
Universidad mediante la LOMBRICULTURA para la recuperación, mediante
la lombriz roja californiana, (Eisenia foetida), de los desechos biodegradables.

El presente Manual está redactado en un lenguaje sencillo que facilitará la


comprensión de los estudiantes y del usuario interesado para que puedan
aplicarlo directamente en las actividades de implementación, manejo y
obtención de los productos derivados de esta actividad, para lo cual se ha
dividido en 12 prácticas secuenciales con el fin de facilitar su uso.

Esperamos que se cumplan los objetivos trazados y asimismo contar con las
sugerencias y apreciaciones de los lectores para mejorar este documento en el
futuro.

La Autora

2
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

INDICE DE CONTENIDO

Pag.

INTRODUCCION……………………………………………………. 4

Práctica Nº 1 Construcción de lechos………………………………… 5

Práctica Nº 2 Preparación del alimento …………………………......... 8

Práctica Nº 3 El pH. Prueba de acidez……………………………… 14

Práctica Nº 4 Cultivo (inoculación) de lombrices…………………. 15

Práctica Nº 5 Alimentación y manejo de los lechos………………. 17

Práctica Nº 6 Riego de lechos………………………………………. 19

Práctica Nº 7 Oxigenación de lechos……………………………..... 22

Práctica Nº 8 Cosecha de lombrices y humus……………………… 24

Práctica Nº 9 Duplicación de lechos……………………………….. 26

Práctica Nº 10 Control de factores exógenos………………………. 27

Práctica Nº 11 Control de las características del Lombrihumus……. 29

ANEXOS

Anexo Nº 1: Análisis químicos del humus………………………….. 32

Anexo Nº 2: Sugerencias para el uso del humus ….………………… 32

Bibliografía…………………………………………………………… 33

3
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

INTRODUCCION

Se entiende por Lombricultura a las diversas operaciones relacionadas con la cría y


producción de lombrices y a la transformación por medio de éstas, de sub-productos
orgánicos, sobre todo de estiércoles de animales, en valioso material fertilizante.

La producción de lombrices tiene buenas perspectivas a futuro, ya que es un negocio de


producción diversificada que puede generar excelentes ingresos económicos provenientes
de la comercialización de la lombriz y el lombrihumus. Por otra parte la Lombricultura
ofrece una buena alternativa para el manejo de desechos que se vuelven contaminantes
tales como restos de cosechas, la basura de las ciudades, los desperdicios de restaurantes,
los excedentes de los establos, porquerizas, etc.

Las lombrices se adaptan a distintos tipos de desechos y se convierten en un recurso valioso


en la piscicultura, como alimentación y como carnada; reducen, además, malos olores,
moscas y poblaciones de microorganismos dañinos para la salud humana y, también,
pueden atenuar los efectos de la contaminación por desechos orgánicos.

En el mundo existen aproximadamente más de 6000 especies, solamente 12 de ellas se


utilizan para la producción del humus de lombriz, pero en nuestro país y en otros de
América Latina las especies más utilizadas son 2 especies de lombrices rojas californianas
(Eisenia andrei y Eisenia foetida).

La experiencia que se ha obtenido para la cría de estas especies de lombrices se ha hecho


extensiva para las comunidades, por su fácil producción y rápidos resultados, ya que los
campesinos de la zona utilizaban el estiércol directamente al cultivo sin su transformación,
por lo que los resultados no han sido favorables. Su elaboración es muy sencilla, con
materiales de fácil acceso que se encuentren al alcance de las posibilidades de cada cual,
las dimensiones son variadas y se debe disponer de agua suficiente para mantener la
humedad debida.

Hay problemas que aquejan a la comunidad y serán una buena oportunidad de negocios en
el próximo milenio uno de ellos es el de la basura, que no solo es un problema en una
ciudad sino en todo el mundo, por eso hay legislaciones a nivel mundial que contemplan la
reducción de basurales hasta un 50% en los próximos años. La Lombricultura será una
solución no solo para erradicar las mismas, sino que quedara convertido todo ese
desperdicio en el FERTIZANTE ORGANICO.

Con este producto se pueden recuperar las tierras erosionadas por el uso indiscriminado de
fertilizantes químicos, que son los causantes de la perdida del sabor en las frutas, el bajo
rendimiento del aroma de las flores y por supuesto en agricultura.

En síntesis con el uso del humus hay un incremento de un 50% en cualquier tipo de
producción. Y aquellos que se dediquen a la producción orgánica obtendrán un beneficio en
precios mínimo de 3 a 1.

4
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 1

CONSTRUCCION DE LECHOS O CAMAS

Se emplean dos métodos preferentemente según la colocación de los lechos. Si éstas se


colocan en el interior de los galpones o invernáculos (muy empleado en Europa) o al aire
libre, utilizado sobre todo en América.

Es de fundamental importancia el lugar donde se va a ubicar loa explotación .Entre sus


características más importantes deben incluirse, un fácil acceso para llevar las sustancias
orgánicas destinadas a la alimentación, abundante disponibilidad de agua, fosas y canales
de drenaje de las aguas de lluvia y de riego, una superficie nivelada, no necesariamente
llana; pero tampoco demasiada escarpada, no tiene que haber árboles frutales, ni plantas
resinosas (como pinos, abetos, castaños).

El terreno debe estar cercano a los centros de producción pecuarios debido a que el costo de
transporte de sustancias orgánicas es elevado.

FUNDAMENTO

Para las lombrices el hábitat adecuado es la cama, lecho o litera en la cual encontrarán
todos los requerimientos y así no podrán escapar ni por debajo ni por los costados si estos
cumplen las condiciones alimenticias básicas.

OBJETIVO

Cumplir con las fases de preparación de los lechos, que requiere de reglas precisas las que
permitirán conducir con éxito estas técnicas.

PROCEDIMIENTO

Las camas o lechos se construyen como largos pasillos de un metro de ancho y longitud
variable (1 a 30 m) con una altura que puede ir de 25 a 50 cm. El material a emplearse
puede ser de madera, caña de bambú, troncos, ladrillos, postes de cemento y /o cualquier
otro material no oxidable de poco espesor. Se recomienda piso de cemento, cartón
plastificado, hojas de zinc, malla plástica o cualquier otro material que permita aislar el
cultivo del suelo, para evitar posibles ataques de enemigos de la lombriz, tales como
hormigas, sanguijuelas, planarias, ciempiés, gorgojos, etc., y facilitar la recogida del
humus.

Los lechos bajo tierra es un método que se suele emplear en zonas de bajas temperaturas y
donde las precipitaciones no constituyen un peligro. Estos lechos o cunas bajo tierra se
realizan cavando un pozo de más de un metro de ancho por 50 cm. de profundidad.

5
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Los bordes permiten conservar la humedad del lecho o impiden que el alimento se
desmorone por los costados. El largo de los lechos puede variar a gusto del lombricultor, el
ancho por el contrario no permite variaciones por razones prácticas, ya que el lecho no se
debe pisotear. La altura tampoco permite variaciones debido a la presión ejercida por el
alimento, lo cual trae consecuencias negativas en el cultivo.

También se debe tener cuidado con el lugar donde se coloquen los lechos, para que tenga
buena filtración de agua, ya que los encharcamientos afectan mucho a las lombrices.

Las condiciones físicas necesarias para determinar la zonificación de una planta de


lombricultura son las siguientes:

1. Topografía del terreno

a.- La pendiente: no debe ser mayor de 15º.


b.- Relieve: el terreno debe ser llano, no pedregoso, ni que presenten riesgos de
inundación.

2. El clima
Factores exteriores al lecho:
1 Temperatura mínima normal 5ºC.
2 Temperatura máxima normal 35ºC.
3 Humedad relativa 45% a 80%

Condiciones óptimas de temperatura y humedad dentro del lecho:


a.- Temperatura apropiada: 12 - 25ºC
b.- Humedad: 70 - 80%
c.- Precipitación pluvial: en las zonas donde se registran mayor precipitación (selva) se
debe tomar las previsiones adecuadas tales como construcción de cobertizos encima de
los lechos, canales de desague, etc. Además se ha observado que la lombriz ante la
presencia de altas precipitaciones, tiende a abandonar el lecho.

3. La altitud
Se pueden desarrollar en buenas condiciones, desde el nivel del mar hasta 3 600 m.s.n.m.;
pero las condiciones óptimas son desde el nivel del mar hasta los 2 600 m.s.n.m. Cabe
mencionar que la temperatura y el índice de reproducción de las lombrices decrecen a
medida que aumenta la latitud provocando un stress generalizado y una baja rentabilidad de
la explotación.

4. Tipo de suelos
La lombricultura puede desarrollarse en cualquier tipo de suelo de los existentes en el
país, pero no son recomendables los suelos arenosos y arcillosos.
La orientación de los lechos tiene que ser tal, que permita la salida de toda el agua en
exceso. No tiene que haber zonas donde el agua quede estancada. El agua retenida debajo
de los lechos mata a las lombrices. Los lechos deben construirse con la misma dirección en

6
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

que soplan los vientos y en posición que permita percibir la mayor cantidad posible de los
rayos solares.
Algunos modelos de lechos, con las dimensiones de 1 m x 10 m.

Lechos mellizos y Lechos paralelos

7
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 2

PREPARACION DEL ALIMENTO:


MANEJO DE ESTIERCOL O SUSTRATO

FUNDAMENTO

Las lombrices de tierra consumen desechos orgánicos de origen vegetal y animal que
previamente deben prepararse mediante una fermentación aeróbica. Esta fermentación no
es más que el resultado de la actividad de una serie de microorganismos de diferentes
grupos, por lo que el tiempo de duración depende de los factores (pH, humedad,
temperatura) y el tipo de sustrato.
El medio en el que viven las lombrices es el mismo del que se alimentan; por eso se debe
de tener especial consideración en las tres características principales que hay que cuidar en
una composta: temperatura, humedad y pH.

OBJETIVO
Preparar el sustrato teniendo en cuenta los requisitos indispensables (temperatura
estabilizada, pH en las cercanías a la neutralidad, estén ausentes las sustancias químicas
tóxicas y con una humedad del 70-80 %).

PROCEDIMIENTO

MATERIAS PRIMAS
Las materias primas de origen vegetal, que generalmente son el mayor volumen del cual se
dispone, en lo posible deben ser picados, desmenuzados o triturados; aquellos que
presenten cortezas se recomienda que sean molidos o machacados, lo que es posible
realizar mediante el pisoteo de animales, vehículos o equipos trituradores. Aquellos
residuos vegetales muy verdes deben previamente someterse a una moderada
deshidratación, especialmente cuando su proporción en la masa es superior al 30%; con ésta
medida se evita la producción de SILO en vez de HUMUS. En general, es recomendable,
dentro de lo posible, que los residuos vegetales sean lo más maduro posible, dado que la
celulosa y lignina determinan el mayor volumen de HUMUS.

8
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

La materia orgánica animal en combinación con la materia orgánica vegetal es


absolutamente indispensable para elaborar un HUMUS enriquecido.
Existen dos ingredientes básicos:

a) Estiércoles: proveen nitrógeno, como los alimentos semidigeridos que se extraen de los
estómagos de bovinos sacrificados (librillo o panza), o las deyecciones de los animales
criados en establecimientos rurales (estiércol de corral).
b) Fibras: básicamente aportan carbono (celulosa), como las cáscaras de cereales y la cama
de caballo. Se emplean para acondicionar el material haciéndolo más esponjoso y aireado,
facilitando su fermentación. Además, una vez finalizado el proceso de elaboración, dejan
finas partículas de fibra que mejoran las cualidades agrícolas del material.

Hay ciertas reglas que se deben cumplir en el tratamiento de los residuos orgánicos. Si estos
no se acondicionan bien las lombrices tardarán en ingresar al alimento, lo que resulta
antieconómico.

Todo estiércol se debe desmenuzar, mezclar con fibra y posteriormente picar. Aunque haya
estado acumulado por un tiempo en el establo, si no se mezcla y airea no fermentará.

No es conveniente adquirir estiércoles viejos (con más de 20 días de producidos) porque el


material tendrá un pH más ácido y favorecerá la aparición de plagas. Se suelen indicar
largos períodos para la maduración de los distintos tipos de estiércoles. Por ejemplo 6
meses para el estiércol vacuno y 12 a 16 meses para el de aves. Este plazo es excesivo por
los riesgos que veíamos anteriormente y porque después de una maduración tan prolongada
queda muy poca proteína a disposición de las lombrices.

El estiércol de corral se endurece con el tiempo formando bloques y la maquina trituradora


no tiene suficiente potencia para desmenuzarlo. Por eso hay que prestar mucha atención con
el estiércol de corral que no se retira regularmente. Lo ideal es traerlo de los lugares donde
se realiza una higiene. Al estiércol de cama de pollo se lo debe dejar secar un poco y para
que no se apelmace agregar cáscara de arroz y picar.

La fibra (de la viruta, cáscara de arroz) ayuda a que el estiércol quede más esponjoso y
aireado acelerando la fermentación. De esta forma se puede manejar cualquier tipo de
estiércol. Por ejemplo, el estiércol de cerdo es muy pegajoso y cuando se seca se pone duro
e hidrófugo conservando el centro fresco. La forma de manejarlo es hacerle perder un poco
de humedad, mezclarlo con fibra y luego picarlo.

El estiércol y la panza de matadero se mezclan con un 20-30% de fibra. Una combinación


que se emplea es 15% de cáscara y 15% de cama de caballo. La panza contiene mucho
líquido y requiere un día o dos para escurrir antes de ser mezclada con la fibra.

9
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

El pasto y las hojas y no son un buen sustituto de la fibra de arroz o madera en las unidades
de producción. Son muy difíciles de degradar porque necesitan mucho oxigeno. Es
preferible hacer una pila y manejarla con la técnica de compostaje tradicional.
Los residuos domésticos son pastosos y cuesta picarlos. Una alternativa es mezclarlos con
viruta de madera y un poco de humus (si no se cuenta con cama de caballo o cáscara de
arroz) para mejorar la fermentación. Luego se los cubre con un cm. de aserrín para que no
atraigan a las moscas. La viruta puede ser de álamo o sauce. Es el material que se emplea
en los establos. No usar virutas resinosas o con tanino porque estas no son muy absorbentes
y pueden teñir al animal.

La viruta, la cama de caballo y la cáscara de arroz no requieren un compostaje previo. En el


caso de la cama de caballo la orina se va evaporando pero la que queda se convierte
también en nutriente para las lombrices.

Siempre hay que tener un poco de materia prima de más por cualquier eventualidad.

Tipos de estiércoles de corral

Existen diversos tipos de estiércoles de animales que son aconsejables:

1 Estiércol de equino: es óptimo por su alto contenido de celulosa.


2 Estiércol de vaca: es muy bueno para utilizarlo como substrato inicial y alimento
durante la producción.
3 Estiércol de ternero: es análogo al de vaca, pero se recomienda más el anterior.
4 Estiércol de ovino: es bastante bueno, aunque difícil de encontrar. Tiene el
inconveniente de que se suele mantener en los corrales por períodos prolongados, lo que
provoca un apelmazamiento por la pisada de los animales. Se lo puede acondicionar
regándolo durante varios días seguidos y después mezclándolo con fibra. Tiene un
período de maduración bastante corto.
5 Estiércol de porcino: El que procede de explotaciones intensivas de cerdos es muy rico
en proteínas. No es aconsejable el estiércol fluido, pero sí la parte sólida que se obtiene
cuando se trata el estiércol fluido.
6 Estiércol de conejo: constituye un alimento óptimo ya que se puede disponer
rápidamente de él si se lo mezcla con un poco de fibra y se lo oxigena un poco antes de
utilizarlo.

En el estiércol bovino hay que saber diferenciar la edad del estiércol que es un factor muy
importante dentro del manejo de las lombrices. El sustrato bovino se puede encontrar en 3
situaciones:

1. Estiércol fresco: el estiércol está acabado de producir por el bovino, teniendo una
consistencia pastosa, de color verde encendido, de olor insoportable debido a que su
pH es altamente alcalino, lo cual no es recomendable para la lombriz.
2. Estiércol maduro: este estiércol tiene más o menos de 10 a 18 días de haber sido
producido por el animal, su consistencia es semipastosa, de color verde oscuro o
pardo, su olor es soportable, el pH se encuentra estabilizado, calculado de 7 a 8.
Este es el sustrato adecuado, puesto que presenta las condiciones óptimas para la

10
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

crianza de lombrices, aunque a veces le tenemos que agregar agua para estabilizar
su humedad y por ende su temperatura. Nuestra experiencia nos dice que este es el
sustrato que mejor aceptan las lombrices.
3. Estiércol viejo: como la palabra lo dice, es un estiércol que tiene más de 20 días de
haber sido producido, es de consistencia pastosa y dura, desmoronándose al
apartarse con la mano. No presenta prácticamente ningún olor. Este no es un
sustrato que puede ser usado para la crianza de lombrices, puesto que su pH es
altamente ácido y pueden entrar las lombrices en un período de dormición
(latencia).

Se debe destinar un área especial para la preparación del compost-alimento. Esta debe ser
también techada, al igual que las camas. Una relación adecuada entre el área neta de las
camas y el área requerida para preparación de alimentos es de aproximadamente 2 a 1; es
decir, reservar para el área de preparación del alimento, la mitad del área neta de las camas.

Si queremos tener un criadero de lombrices, lo primero que debemos asegurar es una fuente
garantizada de estiércol a largo plazo. Con la instalación de un centro de producción de
ganado de engorde en el fundo, la disponibilidad de estiércol estará garantizada. El
requerimiento de estiércol se estima en función al tamaño de la planta. La relación es de
70% de estiércol y 30% de rastrojo en peso.

La materia orgánica, se debe de regar y apilar, formando varias capas sucesivas de paja o
fibra vegetal y estiércol, hasta que la pila alcance una altura de 80 a 120 cm., sobre cada
capa de estiércol rociar agua en cantidad suficiente como para mojar la capa inferior de
paja. Una vez hecha la pila, regar con abundante agua hasta que todo el sustrato quede bien
empapado. Durante los siguientes días ésta masa va a aumentar su temperatura, va a oler
intensamente y va a cambiar su color y textura. La temperatura sube a 40-50 ºC pudiendo
llegar hasta 80 ºC. Al principio es recomendable tomar mediciones, aunque ya con el
tiempo y la experiencia se puede obviar.

Se recomienda medir la temperatura y el pH, y asegurarse de que la masa se encuentre bien


regada, pero no encharcada.

Cuando la temperatura empiece a bajar, se voltea la masa con ayuda de un bieldo y se


vuelve a regar durante el proceso. Esto hará que vuelva a elevarse la temperatura. A este
proceso se le llama de “quemado”. Se voltea la masa varias veces dándole aireación, que no
sólo baja la temperatura sino también acelera la descomposición aeróbica permitiendo que
la flora microbiana colonice la pila, hasta que termine de quemarse y el pH se neutralice y
quede en un rango entre 5 y 9.
El manejo de estiércol o sustrato es el elemento de mayor importancia dentro del cultivo de
lombrices, puesto que si nosotros entregamos estabilizado o maduro el estiércol a las
lombrices, estaremos asegurando que nuestro pie de cría se reproduzca aceleradamente y en
poco tiempo lo habremos multiplicado para aumentar nuestra área.

En el manejo del estiércol o sustrato tenemos que tener en cuenta 3 factores muy
importantes:

11
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

 Humedad
 Temperatura
 pH (acidez, alcalinidad)
Humedad
La humedad es un factor de mucha importancia que influye en la reproducción y
fecundidad de las cápsulas o cocones, una humedad superior al 85 % es muy dañina para
las lombrices, haciendo que éstas entren en un período de latencia en donde se afecta la
producción de lombrihumus y la reproducción de biomasa.
Las condiciones más favorables para que la lombriz produzca y se reproduzca se presentan
a una humedad del 80 %, es aceptable hasta 70 %, debajo de 70 % de humedad es una
condición desfavorable, por otro lado niveles de humedad de 55 % son mortales para las
lombrices.
La prueba para medir el porcentaje de humedad en el sustrato se conoce como prueba de
puño, la cual consiste en agarrar una cantidad del sustrato que alcanza con el puño de una
mano, posteriormente se le aplica fuerza, lo normal de un brazo y si salen de 8 a 10 gotas es
que la humedad está en un 80 % aproximadamente.

Temperatura
Controlar la temperatura, haciendo uso de un termómetro en 4-6 diferentes lugares del
sustrato, debido a que la temperatura es otro de los factores que influyen en la
reproducción, producción (lombrihumus) y fecundidad de las cápsulas. Una temperatura
entre 20 a 25 grados centígrados es considerada óptima, que conlleva al máximo
rendimiento de las lombrices.
Cuando la temperatura desciende de los 20 ºC hasta 15 ºC, las lombrices entran en un
período de latencia, dejando de reproducirse, crecer y producir lombrihumus, además que
alarga el ciclo evolutivo, puesto que los cocones (huevos) no eclosionan y pasan más
tiempo encerrados los embriones, hasta que se presentan las condiciones del medio
favorable, sucediendo lo mismo con la lombriz joven, pasa más tiempo en este período,
puesto que ahí soporta más tiempo las adversidades del tiempo.

pH
El pH mide lo alcalino o ácido del sustrato. Es un factor que depende de la humedad y
temperatura; si estos dos últimos factores son manejados adecuadamente, podremos
controlar el pH siempre y cuando el sustrato contenga pH alcalinos. La lombriz acepta
sustratos con pH de 5 a 8,4 disminuidos o pasados en esta escala la lombriz entra en una
etapa de dormición (latencia). Con pH ácido en el sustrato se desarrolla la plaga de
planarias, muy conocida en el mundo de la Lombricultura.
Para la preparación del sustrato debe hacerse mediante fermentación aeróbica. Esta
fermentación es el resultado de la actividad de una serie de microorganismos de diferentes
grupos. El tiempo que dure la fermentación depende de los factores antes mencionados
(pH, humedad, temperatura y tipo de sustrato).
Para comenzar a fermentar aeróbicamente es necesario que el sustrato esté fresco, se
comienza dándole vuelta 1 ó 2 veces al día y regándole agua (80 % de humedad) para evitar
que el sustrato se caliente y propiciar que se multipliquen bacterias aeróbicas que
comienzan a degradar el sustrato. Además el volteo facilita que escapen gases que hacen
que el sustrato se encuentre alcalino, este trabajo se hace hasta que el sustrato esté maduro.

12
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

El objetivo es que el alimento se estabilice en un pH de 7.5 a 8, humedad 80 % y


temperatura 20 a 25 ºC.

En el estiércol bovino el tiempo que se le da el volteo y humedad es de 10 a 15 días para


estabilizarlo, es el sustrato que más rápido se estabiliza. El estiércol de conejo es de 20 a
25 días.
Las lombrices pueden también alimentarse de papel no importando la tinta que éste
contenga, se puede mezclar con el estiércol 10 días antes que éste esté estabilizado.
Todos estos materiales toman una coloración café oscuro, no presentan mal olor y al tacto
son semi-pastosos, esto está indicando que el pH, humedad y temperatura están óptimos.
Estos factores se pueden medir al ojo de la experiencia.
Este proceso puede durar meses; pero no debe durar más 2 o 3 meses, ya que la materia
orgánica perdería valiosos nutrientes; por eso mismo no es recomendable utilizar materia
orgánica vieja.
Sólo se recomienda estiércol proveniente de herbívoros, ya que el excremento de humano,
cerdo y perro necesitan más tiempo de compostaje y existe riesgo biológico.

Los materiales que la lombriz no puede digerir son: metales, plásticos, gomas, vidrios, etc.

13
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 3
DETERMINACION DE pH: Prueba de Acidez

FUNDAMENTO
La determinación del pH es una medida de la concentración del ión hidrógeno en el agua y
se define como el logaritmo decimal cambiado de signo de la concentración de ión
hidrógeno. Los valores de pH abarcan de 0 a 14 correspondiendo un valor de pH 7 si es
neutro siendo menor a 7 ácido y mayor a 7 alcalino. El agua pura tiene pH 7 y es
considerado como neutro. Por encima de el se trata de soluciones básicas y por debajo de
soluciones ácidas. El agua de lluvia oscila entre un pH 4,6 y 5,6

OBJETIVO
El valor de pH del estiércol debe estar comprendido entre 5 y 8,4 siendo el valore óptimo
7.

MATERIALES
1. Cinta de papel tornasol.
2. Potenciómetro (pH metro)
3. Muestra de estiércol húmedo

PROCEDIMIENTO

Para controlar el pH de una sustancia orgánica se puede utilizar el papel de tornasol. Para la
prueba se toma una muestra de estiércol húmedo y se le introduce el papel de tornasol en el
centro. Se deja reposar unos 30 segundos comprobándose que la tira ha cambiado de color.
Se lo compara con una escala de colores donde cada uno responde a un grado distinto de
pH.
El grado de acidez o alcalinidad se expresa mediante una escala que va de 0 a 14. Las
sustancias cuyo pH esta comprendido entre 0 y 7 se consideran ácidas, de 7 a 14 alcalinas y
neutra cuando el valor es 7.
También existen aparatos llamados potenciómetros que permiten medir directamente el pH.
Basta con introducir el electrodo en el material y un indicador con una aguja permitirá
hacer una lectura con regular exactitud.
Repetir las operaciones en distintos puntos del sustrato (por lo menos en 5 sitios). Esta
operación se debe repetir semanalmente en los lechos preparados y en las nuevas capas de
sustratos extendidas.

14
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

En las etapas de fermentación de las materias primas, en la masa se verifica una


REACCIÓN ÁCIDA, se recomienda neutralizar el pH incorporando a la masa carbonato de
calcio en polvo, cenizas de madera o cal apagada, prefiriéndose el primero para éste fin. Por
ningún motivo se debe usar cal viva para éste objetivo.

PRACTICA Nº 4

INOCULACION DE LOMBRICES

FUNDAMENTO
Se parte de la base de que el sustrato inicial está preparado y con un pH más o menos
neutro (6,8 - 7,2). Nuestra composta se encuentra lista y la P50L ha dado resultados
positivos de aceptación. Es el momento de sembrar todas las lombrices. El procedimiento
es muy sencillo. Se escoge el lugar dentro del lecho y se colocan las lombrices sobre la
superficie. Ellas mismas se deben enterrar en la composta, y por lo general lo hacen en
menos de 5 minutos.
No sólo es necesario comprobar que se entierren todas en tan poco tiempo, también es
importante verificarlo.

OBJETIVO
Distribuir las lombrices a lo largo de todo el lecho, con un sustrato en condiciones óptimas,
para una buena alimentación y reproducción de las lombrices.

MATERIALES
1. Carretillas
2. Rastrillos con punta redonda
3. Manguera
4. Papel tornasol o pH metro
5. Un termómetro
6. Cajita de madera

PROCEDIMIENTO
Antes de poner a las lombrices en contacto directo con el alimento a las camas, debemos
asegurarnos que la fermentación del material se haya ultimado para lo cual se procede a
realizar una prueba, esta prueba garantiza la supervivencia, y se llama comúnmente Prueba
de 50 Lombrices (P50L).
Para realizar la prueba P50L se procede a colocar en una caja de madera (dimensiones de
30 x 30 x 15 cm), suficiente cantidad del alimento preparado hasta tener un grosor de 10
cm, luego se colocan 50 lombrices pudiendo ser adultas y jóvenes en una sola bola,
colocándose en el centro de la caja. Posteriormente se riega con cuidado y adecuadamente
pero sin encharcar.
Las lombrices se introducen solas y tratarán de descubrir si el nuevo ambiente es adecuado
para garantizar primero su permanencia y después su acción productiva. Pasadas 24 horas
hay que verificar si las 50 lombrices se encuentran en condiciones óptimas de salud, es

15
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

aceptable encontrar 48 lombrices vivas porque puede ser que se murieran 2 en el trasiego o
por haber cumplido los 16 años de vida. Si mueren más de 2 quiere decir que el alimento
no reúne aún las condiciones adecuadas y hay que proceder a unificar las oportunas
correcciones. Por el contrario si todas las lombrices están vivas o al menos 48 y se han
distribuido en el medio, el alimento ha sido correctamente preparado y se puede proceder a
la inoculación de las lombrices en el alimento.

En las camas la alimentación o inoculación se hace de la siguiente forma:


En el piso de la cama se coloca una capa de pasto de 5 cm, sobre el cual se agrega sustrato
con un espesor de 10 cm sobre todo el piso de la cama, posteriormente se agrega 10 kg. de
lombrices que son 1200 a 1300 lombrices/ kg. aproximadamente, en esta población tienen
que ir adultas y jóvenes. Se debe colocar en montículos a una distancia de un metro entre
un montículo y otro. Una vez hecha la inoculación se procede a tapar la cama con pasto
con espesor de 10 cm y se riega con agua cuidadosamente. Ya realizada la inoculación las
lombrices penetran inmediatamente al sustrato y se distribuyen en todo el alimento en
pocas horas y comienzan a alimentarse y a reproducirse
Nota: Se recomienda no sembrar el total de las lombrices en un solo lugar. Siempre es útil
tener una reserva en un sitio aparte. Para esto se pueden utilizar cajones de plástico que se
encuentren en algún cobertizo.

16
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 5

ALIMENTACIÓN Y MANEJO DE LOS LECHOS

FUNDAMENTO
El manejo de camas consiste en principio en alimentar, proporcionar agua y proteger a las
lombrices.
Una vez que las camas están inoculadas con lombrices, pasará un tiempo de 7 a 15 días
para que las lombrices consuman el sustrato dependiendo de la cantidad de alimento,
densidad de población. Cuando el sustrato está consumido se observarán grumos pequeños
siendo ésta la característica principal de que el lecho no tiene comida, teniendo la necesidad
de agregar más sustrato.

OBJETIVO
Examinar cada cierto tiempo si las lombrices tienen alimento disponible.

MATERIALES
1. Carretillas
2. Rastrillos con punta redonda
3. Palas
4. Manguera
5. Papel tornasol o pH metro

PROCEDIMIENTO

17
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

El alimento preparado se coloca a lo largo de las camas (parte media longitudinal de la


cama). Este sistema permite controlar si el alimento es apropiado o está correctamente
preparado, siendo después de 2 ó 3 días si el interior del lomo se encuentran las lombrices
colonizando el alimento nuevo, la ausencia de lombrices descalifica el alimento por lo que
habría que removerlas y cambiarlas por otro, el sistema lomo de toro tiene además la
entrada que permite determinar cuando hay que alimentar nuevamente las camas, esto
ocurre cuando el lomo de toro ha sido consumido del todo por las lombrices, viéndose
plana la cama en la parte de la superficie.

La humedad de las camas debe de mantenerse en un 80 % aproximadamente, lo cual se


controla con el método antes indicado, es decir, si toma un puñado del alimento y si la
humedad es suficiente caerán de 8 a 10 gotitas, en épocas calurosas se recomienda que
exista un control diario de humedad.

Es necesario que cada cama o lecho tenga una abertura en cada costado o un dren para que
cuando caigan lluvias torrenciales no se formen posas y no se ahoguen las lombrices. Las
lluvias causan disminución en la población de lombrices, otra práctica es que encima de la
cama haya pasto seco como manto de 10 cm, uno de los objetivos del manto de pasto es
conservar la humedad al no permitir que los rayos solares penetren perpendicularmente en
la superficie de la cama y evitar que haya un desecamiento excesivo y además no permite
que las gotas de lluvia caigan directamente en la cama.

Como parte del manejo de camas o lechos se recomienda llevar periódicamente un registro
con datos como: fechas de inoculación, frecuencia de alimentación, fechas de cosecha y
hacia donde fue el pie de cría (venta o inocular otra cama), problemas, población de
lombrices producidas (Kg), etc.

Cuando el cultivo es con canteros se debe de tener sumo cuidado en el manejo, puesto que
si no damos una buena atención técnica corremos el peligro de que las lombrices escapen
y/o mueran.

Cuando los cultivos de lombrices están en canteros siempre tenemos que tener un semillero
de lombrices en camas que estén muy bien protegidas, por si pasó un accidente en los
canteros en el cual se pierda población de lombrices, tenemos como reponerlo con los
semilleros.
Para construir un cantero se ponen 10 metros de sustrato en la superficie de 1.5 metros de
ancho y de 10 cm. de alto, aquí se ponen 10 Kg. de lombrices y cada vez que el cantero
ocupe sustrato hay que proporcionárselo en capas de 10 cm.

La superficie debe tener un desnivel del 4 % con buen drenaje para evitar encharcamiento
en la época de lluvia. El cantero no debe pasar de una altura de 60 cms, ya pasada esta
altura se crea una fermentación anaeróbica que hace perder calidad al lombrihumus.

18
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 6

RIEGO DE LECHOS

FUNDAMENTO
Los sistemas de riego empleados son el manual y por aspersión. El riego manual consta de
una manguera de goma de características variables según la función de los lechos. Por su
sencillez es muy difundido pero requiere un trabajador implicado exclusivamente en esta
labor. El riego por aspersión requiere mayor inversión, habiendo diversas modalidades
según su disposición en los lechos.
Si el contenido de sales y de sodio en el agua de riego es muy elevados darán lugar a una
disminución en el valor nutritivo del vermicompost. Los encharcamientos deben evitarse,
ya que un exceso de agua desplaza el aire del material y provoca fermentación anaeróbica.

OBJETIVO
Mantener el porcentaje de humedad adecuado, para dar un ambiente propicio a las
lombrices y lograr una mayor reproducción y también una rápida transformación del
sustrato.

MATERIALES
-Mangueras
-Molinete hidráulico
-Tubos de PVC de ½’’

PROCEDIMIENTO

19
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

El lecho debe regarse con regularidad teniendo en cuenta la época del año. En el período
otoño-invierno se riega (siempre que no llueva) una o dos veces por semana (durante un
minuto) y en verano todos los días (durante 40 segundos). La humedad más apropiada es la
que está alrededor del 80% y la temperatura debería oscilar entre los 20-30 ºC (no debe
superar los 32 ºC).

La humedad del medio es óptima cuando al apretar un puñado de material totalmente


húmedo caen unas gotas. Las lombrices pueden sobrevivir con menos humedad, pero
disminuye su actividad. Una humedad superior al 85 % es perjudicial ya que se compactan
los lechos y disminuye la aireación. Por otra parte los riegos excesivos arrastran las
proteínas perdiendo el alimento parte de su valor nutricional.

Conviene regar en forma manual con un aspersor tipo ducha. La lluvia no afecta, salvo que
se produzcan inundaciones. Lo que interesa regar son los 10-15 cm superiores de la cama
ya que allí se encuentran la mayor parte de las lombrices alimentándose, pero no importa
que un cm de la parte superior quede seco.

El uso de los molinetes hidráulicos fijos en los invernáculos, resultaron ser los mejores ya
que reúnen las siguientes ventajas:

a) Se pueden realizar varios riegos al día, sin perjudicar la calidad del humus.
b) Se mantiene el porcentaje de humedad constante en el compost.
c) Lleva a las lombrices a permanecer comiendo en la superficie.
d) Se logra mantener en forma uniforme temperaturas ideales.
e) No se producen anegamientos ni saturación de agua en los fondos de cunas.
f) Los criaderos que aplican este sistema, han tenido resultados satisfactorios en
nuestra zona.

Descripción del sistema.

La línea de riego consiste en colocar sobre las camas en forma longitudinal, suspendido y
tensado de los extremos un caño de PVC de ½", intercalando los pulverizadores a una
distancia entre los mismos de 80 cm y terminado la línea con un tapón en la cañería para
cerrar el circuito, la altura luego se corrige, teniendo en cuenta el radio de alcance del
pulverizador y el ancho de la cama. Por ejemplo para una cama de 1m de ancho la altura
máxima será de 1,20 a 1,40 m. La entrada de agua al circuito se hace mediante una llave de
paso esférica, que estará conectada a la red de riego que se posea en el lugar.
Los pulverizadores son del Nº 3 o 4 liso con radio de 360 º

20
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Riego por goteo en lechos

a. Considerar cada cama como 1 unidad de riego.


b. Distribuir los lechos de manera tal que queden lo más próximos entre sí (cercanía a
fuente de agua = mayor presión).
c. El estanque de agua debe ubicarse en el centro, a la cabecera de la línea de los
lechos, a una distancia no mayor de 2 metros del cabezal de los lechos. Con una
altura de 2.5 metros del estanque sobre el nivel de los lechos podrá regar sin
dificultad la superficie comprometida.
d. La salida del agua desde el estanque debe realizarla en tubería de PVC de 1" de
diámetro.
e. Los orificios de goteo (gota a gota), se distancian cada 20 cms. por línea. Así, se
cubrirá el máximo de la superficie de cada lecho.
f. Para proceder al riego, se abre sólo una llave de paso y el resto deben permanecer
cerradas (se riega un lecho por vez).

21
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 7

OXIGENACION DE LECHOS

FUNDAMENTO
La aireación, es fundamental para la correcta respiración y desarrollo de las lombrices.
Si la aireación no es la adecuada el consumo de alimento se reduce; además del
apareamiento y reproducción debido a la compactación.

OBJETIVO
Dotar de oxígeno al material que se está procesando.

22
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

MATERIALES
1. Carretillas 3. Palas
2. Rastrillos con punta redonda 4. Manguera

PROCEDIMIENTO
A objeto de asegurar un proceso uniforme, se recomienda ejecutar 2 aireaciones a la masa.
La primera, a las 2-3 semanas de iniciado el proceso. Para ello, se debe invertir la masa,
cuidando que el material no procesado quede en el centro de la masa, y humedecer si es
necesario, para lo cual es aconsejable hacerlo en dos tiempos, a objeto que exista la mayor
cantidad de retención de agua posible. La altura de la masa en ésta ocasión no debe ser
superior a los 90 cm.
La segunda aireación se practica aproximadamente a las 2-3 semanas después de la
primera, se debe tenerse presente una adecuada humedad de la masa.
El aire permite oxidar rápidamente la materia orgánica, sin olores ni moscas. La
oxigenación, puede ser manual o mecánica. El aire es vital para microorganismos aerobios.
Hacia el interior de la cama el porcentaje de oxígeno baja del 18-20% al 0,5- 2% a 60 cm.
de profundidad.
Para mejorar la aireación se puede construir pisos de ladrillo o poner tubos perforados. Hay
una relación entre porosidad y contenido de agua.
Las lombrices al igual que nosotros necesitan del oxigeno, porque respiran y eliminan el
bióxido de carbono, por lo que el sustrato deberá permitir la suficiente ventilación interna
para que este proceso se lleve a cabo.
Adiciones exageradas de alimento fresco, muy denso o pastoso pueden también provocar
una falta de ventilación, se evita distribuyendo el material en capas más delgadas, o agregar
material poroso.

Todo el proceso debe realizarse de manera aeróbica, ya que los microorganismos que
intervienen respiran oxígeno y expelen bióxido de carbono. Cuando al sustrato le falta
ventilación, este puede despedir olores desagradables y pestilentes, provocados por la
presencia y metabolismo de otro grupo de microorganismos conocidos como anaeróbicos.
Es por ello la necesidad de efectuar los volteos necesarios y favorecer la ventilación.

El oxigeno se requiere para el metabolismo aeróbico, necesario para la oxidación de


moléculas orgánicas presentes en el material, por ello la aireación de las camas productoras
se realiza por volteos periódicos con el propósito de suministrar oxigeno y extraer el calor
producido dentro de la misma.

Para determinar algunos intervalos óptimos en días para realizar los volteos se consideran
factores como la temperatura y humedad.

La concentración de oxígeno dependerá del tipo de material, textura, humedad, frecuencia


de volteo y de la presencia o ausencia de aireación forzada.

23
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PRACTICA Nº 8

COSECHA DE LOMBRICES Y HUMUS

FUNDAMENTO
El humus de lombriz es el excremento de la lombriz, es decir el alimento procesado en el
intestino y excretado en forma de pequeños granos. La cosecha de humus se realiza después
de 4 a 6 meses de instalado el lecho. El tiempo que demora una población de lombrices
para humificar una cierta cantidad de alimento y está determinado por la densidad
poblacional y el tipo de alimento. Para la cosecha de humus hay que separar el humus de
las lombrices, la que se puede realizar de varias formas.

OBJETIVO
Separar el humus de las lombrices, colocando trampas especiales, con la finalidad de no
lastimar a las lombrices.

24
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

PROCEDIMIENTO
Para la cosecha de lombrices es necesario que las camas estén llenas, realizándose de la
siguiente forma:
Se retrasa la alimentación por lo menos 4 días, luego se coloca las “trampas”( se ofrece
alimento en cantidad normal a manera de un lomo de toro), la lombriz se concentra en la
superficie, esto sucede 2 ó 3 días después de haber puesto el alimento en capa de 10 cm,
una vez poblada la superficie se procede a retirarla manualmente, introduciendo los dedos
de la mano y retirando el sustrato, este procedimiento se repite de 2 o 3 veces más para
sustraer el 98 % de la población de lombrices.
También se puede emplear el sistema TCCS (llamado así por haberse descrito en un Taller
Club de Conservación de Suelos) y que consiste en colocar sobre una red de pescador el
alimento fresco bien distribuido en toda la superficie, por el hambre que tienen las
lombrices suben hacia el alimento fresco a través de las perforaciones de la red . Después
de un par de días se trasladan las redes conteniendo las lombrices hacia los nuevos lechos.
Este procedimiento se repite para lograr separar todas las lombrices.

Una vez cosechada las lombrices se procede a retirar el lombrihumus con carretillas y no se
usa al instante, todo este material queda listo para utilizarlo como fertilizante orgánico en
terrenos de cultivo. Es un producto de color café-gris, granulado e inodoro.

Lo que generalmente se hace luego, es cernir el humus de manera que quede un producto
fino, que se ensaca para su posterior utilización. Se recomienda pasar por una zaranda
gruesa para «desterronar» a fin de presentar un producto de mejor aspecto.

25
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Se puede almacenar en sacos que tengan aireación y bajo sombra, cuidando que la humedad
no baje del 40 %, puesto que todavía hay actividad microbiana que es la que le da la calidad
al lombrihumus, como uno de los mejores fertilizantes orgánicos del mundo.

PRACTICA Nº 9

DUPLICACION DE LECHOS

26
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

FUNDAMENTO
Durante los tres primeros meses las lombrices no necesitarán ningún cuidado especial,
solamente el riego y la comida. Transcurrido ese tiempo las lombrices se habrán comido el
90% de los desechos orgánicos, por tanto habrá que multiplicar los lechos.
Se hace la cosecha de las lombrices y luego de extraer el humus de las camas se puede
proceder a su multiplicación.

OBJETIVO
Incrementar el número de lechos o camas y también la población de lombrices, para luego
obtener mayor producción de lombrihumus.

PROCEDIMIENTO
Consiste en emplear las lombrices extraídas durante la cosecha, para iniciar un número
mayor de camas. Si una cama se divide en dos llevará el doble de tiempo para lograr los
mismos resultados obtenidos con una población completa. El cálculo es fácil de realizar: si
se tienen 6 camas y se las lleva a 8 (30% de aumento) el tiempo de elaboración se
incrementará un 30%.

Otra relación que se debe tener en cuenta es que cuando una cama está con dotación
completa (etapa productiva) no se da un aumento importante de la población al cabo de los
tres meses. La explicación es que los gusanos no cuentan con el espacio suficiente para
reproducirse con toda su capacidad.

Si en este momento se hace una división de lombrices las camas resultantes contarán con
menos lombrices que en la cama inicial. Esto trae dos consecuencias:

1. Ahora se cuenta con más espacio para que se reproduzcan las lombrices, aunque el
proceso llevará más tiempo.
2. Habrá menos requerimientos alimentarios (por lo tanto la comida se suministrará
con menos frecuencia (Por ejemplo cada 10- 12 días según el porcentaje de
expansión y la observación de la evolución de cada cuna).

Se van repitiendo las expansiones hasta alcanzar el tamaño óptimo del criadero.

PRACTICA Nº 10

CONTROL DE FACTORES EXOGENOS

27
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

La lombriz de estiércol es el único animal en el mundo que no transmite ni padece


enfermedades (Cuevas, 1991), pero existe un síndrome que lo afecta y es conocido como
Gozzo Acido o Síndrome Proteico, éste se debe a que cuando la lombriz se le suministra
sustratos que son altos en proteína (40%, por ejemplo frijoles) es degradado por enzimas
que la lombriz posee en su sistema digestivo y se da una alta producción de Amonio,
presentando la lombriz inflamaciones en todo el cuerpo, muriendo a las pocas horas.

Dentro de las plagas se conocen con mayor importancia 4: hormigas, pájaros, ratones y
planarias.

Pájaros
Los depredadores directos más frecuentes son los pájaros
(cuervos, mirlos, tordos...) ya que excavan la tierra con
sus patas y pico. Las aves pueden acabar poco a poco con
un lombricero, pero esta plaga se puede controlar
fácilmente poniendo un manto de pasto de 10 cm sobre la
cama de las lombrices.

Hormigas
Las hormigas rojas son depredadores naturales de las lombrices y las
pueden acabar en poco tiempo, no dejándonos una sola lombriz en
nuestro criadero. La hormiga es atraída principalmente por el azúcar
que la lombriz produce al momento de deslizarse por debajo del
sustrato, llegando las hormigas y atacándolas (a las lombrices).

La hormiga se puede controlar sin necesidad de químicos, con sólo que la humedad de la
cama se encuentre en el 80 %. O sea que si en nuestras camas encontramos hormigas es un
parámetro para diagnosticar que nuestra humedad está baja.

28
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Planaria
Es la plaga de mayor importancia dentro de los criaderos de lombrices, es un gusano plano
que puede medir de 5 mm a 50 mm, de color café oscuro, con rayas longitudinales de color
café. La planaria se adhiere a la lombriz por medio de una sustancia cerosa que el
platelminto produce, posteriormente introduce en la lombriz un pequeño tubo de color
blanco succionando todo el interior de la lombriz hasta matarla.
Esta plaga se controla con manejo del sustrato regulando el pH o en 7.5 a 8. En pH bajos
las planarias se desarrollan y comienzan su actividad de depredador natural de las
lombrices. Se recomienda no usar estiércoles viejos y si hay plaga dar de comer a las
lombrices estiércol de 10 días de fermentación.

Ratones

El ratón es otra plaga muy peligrosa para el cultivo de


lombrices, pero se puede controlar al igual que las
hormigas manteniendo la humedad alta o sea en un 80 %.
Como medida preventiva para eliminar las ratas y ratones
se emplearán desratizaciones en puntos estratégicos de las
instalaciones y además de medidas higiénicas.

Topos

Los topos son los peores enemigos de las lombrices, ya que


practican túneles profundos a modo de excavadora. Se
combaten protegiendo los lechos con materiales que impidan su
acceso: ladrillos, mallas metálicas, etc.

La presencia de escarabajos, moscas, ciempiés, ácaros y hormigas es indeseable, pues


compiten por el consumo de alimento.

PRACTICA Nº 11

CONTROL DE LAS CARACTERISTICAS DEL


LOMBRIHUMUS

29
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Luego, cernir el humus de manera que quede un producto fino migajoso, que se almacena
para su posterior utilización bajo sombra a 40 % de humedad. Se recomienda pasar por una
zaranda gruesa para «desterronar» a fin de presentar un producto de mejor aspecto en el uso
de mezcla substrato para producción de plantones frutales, almacigueras e incluso podemos
venderla encostalada cuyo precio en el mercado esta entre 1 a 3 soles el kilogramo.
Este fertilizante ecológico es de color pardo oscuro a negro, aspecto esponjoso, suave,
ligero (densidad volumétrica entre los 0,5 – 0,7 gr/cm3), granular e inodoro. Su
granulometría es muy fina, lo que le confiere la propiedad de actuar rápidamente en el suelo
y realizar sus efectos beneficiosos en breve espacio de tiempo.
El humus de lombriz es soluble en agua, lo que permite preparar abonos líquidos para
disolver en agua de riego y usados en fertirriego o foliar; conservando una rica reserva de
sustancias orgánicas.
Es rico en sustancias antibióticas y fitohormonas (citoquinonas, auxinas, entre otras), muy
necesarias para los suelos y plantas.
Posee una gran estabilidad estructural, por lo que su efecto residual en el suelo es duradero
debido a la presencia de una gran cantidad de compuestos orgánicos humificados de alto
peso molecular.
El alto peso molecular de la fracción orgánica del humus, le facilita tener una gran
capacidad de intercambio catiónico y un poder significativo de absorción de nutrientes y
humedad.
La característica más importante, es su carga microbiológica por su elevado número de
microorganismos y actividad enzimática. Se considera un excelente material para regenerar
los suelos.
Cuando se fertiliza con humus no se altera la microflora del suelo, sino una interacción
entre humus - suelos y el medio edáfico.

Almacenamiento bajo sombra de humus de lombriz

30
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

¿Qué beneficios aporta a los suelos?


Son varios los beneficios que aporta el humus de lombriz a los suelos. A continuación
resumimos los más importantes:
1. Aumenta la capacidad de retención del agua en el suelo, lo cual ahorra el agua de
riego disminuyendo su consumo.
2. Potencia la capacidad de intercambio iónico, lo cual eleva la fertilidad de los suelos
y su disponibilidad de nutrientes asimilables por las plantas.
3. Su estabilidad estructural, facilita que los suelos mejoren la estructura ante la
aplicación del humus.
4. La eficacia de las labores del terreno, evitando la erosión.
5. La porosidad del suelo favoreciendo la permeabilidad del agua y la aireación.
6. Los niveles de materia orgánica total y humificada, incrementado su capacidad de
intercambio catiónico y suministrando a las plantas sustancias fitohormonales
(auxinas, giberelinas, citoquininas, etc.).
7. La cantidad de y diversidad de hongos, actinomicetos y bacterias del suelo,
favoreciendo la formación de micorrizas arbusculares.
8. Las actividades de diferentes enzimas del suelo que favorecerán la disponibilidad de
los nutrientes para las plantas.

31
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

9. Mejora el pH en suelos ácidos, evitando la absorción de elementos contaminantes


por las plantas.
10. El humus tiene capacidad para inactivar o suprimir microorganismos patógenos
mediante: producción de antibióticos a través de sus microorganismos; competición
ínter específica entre patógenos y microorganismos benéficos; aumento de la
predación y el parasitismo de los microorganismos; producción de enzimas que
destruyen las paredes celulares de los Fito patógenos; cambios en las condiciones
ambientales del suelo que inhiben patógenos; inducción de la resistencia de las
plantas a los Fito patógenos.
11. Tiende a fijar los niveles de elementos pesados en el suelo evitando su translocación
a los animales y plantas o bien su lixiviación hacia capas mas inferiores. Ello
también se ha observado cuando se trata de compuestos orgánicos como los
plaguicidas.
12. Puede ser utilizado en la biorrecuperación de suelos contaminados.

¿Qué beneficios aporta a los cultivos?


1. Los niveles de macro nutrientes y micro elementos de los suelos favoreciendo su
disponibilidad y asimilación por las plantas.
2. La resistencia de las plantas a las plagas y enfermedades, inhibiendo el desarrollo de
bacterias y hongos Fito patógenos.
3. Excelente sustrato para la germinación de las semillas ya que contiene ácidos
húmicos, enzimas de crecimiento, hormonas, vitaminas, y antibióticos.
4. Soporte para la reproducción de microorganismo beneficiosa de suelos como es el
Rhizobium y Pseudomonas.

ANEXOS

32
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

Anexo Nº 1
Análisis químicos realizados en el laboratorio

Nitrógeno total 1.80 - 2.2 %


Fósforo 0.75 - 1.6 %
Potasio 3.20 - 5.6 %
Calcio 2.60 - 4.6 %
Magnesio 0.64 - 0.8 %
Hierro disponible 85 mg/l
Cobre 80 mg/kg.
Zinc 165 mg/kg.
Manganeso 400 mg/kg.
Boro 67.5 mg/kg.
Carbono orgánico 39.9 %
C/N 13.70
Carga Microbiana 2 x 1012 colonias/gr.

Anexo Nº 2

Sugerencias para el uso de Lombrihumus

Hortalizas 120 gr/planta


Semilleros 5 al 100%, se puede usar puro.
Floricultura 400 gr/m2
Frutales 3 Kg /árbol
Macetas de 40 cm. 15 cucharadas
Macetas de 20 cm. 8 cucharadas

BIBLIOGRAFIA
1. Marcel Bouché, Los gusanos de tierra, Revista Mundo Científico, volumen 4, número
40, Editorial Fontalba, Valencia 1984.

33
Manual de Prácticas de Lombricultura Blga. Noemí Mayorga Sánchez

2. Carlos Ferruzzi, Manual de Lumbricultura, Ediciones Mundi-Prensa, Madrid, 1987.


3. Américo C. Meinicke, Las Lombrices, Editorial Hemisferio Sur, Montevideo, 1988.
4. José Artigas García, La Alimentación Biológica, Plaza & Janés, Barcelona, 1986.
5. Kim Gagliardi, La Cría Intensiva de Lombrices, Buenos Aires, Edición del autor.
6. Emilio Mirabelli, Apunte de la Cátedra de Zoología Aplicada, Facultad de Agronomía,
Universidad de Buenos Aires.
7. Ana Primavesi, Manejo Ecológico del Suelo, El Ateneo, Buenos Aires, 1982.
8. Juan Carlos Magnano y Oscar Gómez, Curso de lumbricultura, Vitafértil, Argentina,
1999.
9. Técnicas y aplicaciones del cultivo de la lombriz roja californiana, Adrián Bravo,
1996.
10. La crianza de la lombriz roja, José Luis Fuentes Yagüe, Servicio de Extensión
Agraria, Madrid.
11. www.donmanuel.s5.com/lombriz9.gif
12. www.hosteriasanmateo.com/.../lombricultura.jpg
13. lombricompostaje.blogspot.com/2008/10/el-humu...
14. https://www.ecured.cu/Lombricultura
15. http://www.compostadores.com/descubre-el-compostaje/vermicompostaje/172-la-
lombricultura.html
16. http://www.infoagro.com/abonos/lombricultura.htm

34

Intereses relacionados