Está en la página 1de 21

Posiblemente encuentres que son consideraciones sencillas y ya escuchadas

anteriormente, sin embargo ha sido comprobada su eficacia por lo que te invitamos a


incluirlas al formar tus hábitos de estudio.

1.- El lugar de estudio

Siempre que te sea posible, debes realizar tus trabajos de estudio en


un lugar fijo de tu casa. Es importante que este lugar de estudio reúna
estas condiciones:

A.- Que te permita concentrarte en tus estudios. Es decir, alejado de ruidos, de


distracciones (TV, música , internet, etc.), de llamadas, etc.

B.- Que permita trabajar con comodidad. Debes tener una mesa de estudio, una silla
adecuada, tus libros y materiales de estudio a mano, buena ventilación, temperatura e
iluminación.

C.- Que permita pensar que "ese lugar es tuyo". Tu lugar de estudio es personal, tuyo,
porque en el te esfuerzas y preparas para ser un profesional cada día.

2.- El ambiente en tu lugar de estudio, en mi familia


y mi actitud interior.

El ambiente donde uno estudia tiene mucha importancia, pues muchas veces los
resultados del estudio son buenos o malos según sea el ambiente. Debes tener en
cuenta que a la hora de estudiar te rodean tres ambientes:

A - El ambiente de tu lugar de estudio. Acerca de tus compañeros de estudio:

 Los hay quienes estudian bien y ayudan a los que lo necesitan.

 Los hay quienes no estudian, quieren vivir a costa de los demás y cada día
pierden la oportunidad de saber algo más.

 También están los que dicen que no estudian (mintiendo) y luego se lo


saben todo.

Tus profesores tienen como misión enseñarte y prepararte para el ejercicio profesional.
Acude a ellos para que te guíen y comprobarás que quieren ayudarte.

Tus asignaturas son todas importantes para tu formación. Una más y otras menos,
pero todas son importantes. Procura ver en ellas el lado positivo, pues todas lo tienen.

Las que te resulten más difíciles son las que más fuertemente debes atacar y trabajar.
No las dejes a un lado porque te resulten difíciles. Una asignatura jamás debe
vencerte.

B - El ambiente familiar. Tu familia, tus padres, hermanos, etc. tienen mucho que
ver con tu rendimiento en tus estudios. Es importante esforzarse por que en tu casa
haya un clima de paz y de comprensión; pero a veces este clima no es así.
Debes tener en cuenta algo fundamental: tu no tienes la culpa de que en tu casa no
vayan las cosas como a ti te gustaría. Haz lo que esté en tus manos por llevarte bien
con todos, sin embargo, recuerda que no eres responsable de la conducta de los
demás, sólo de la tuya. Estudia lo mejor que puedas. Piensa que si tú triunfas en tus
estudios ayudarás a que todo vaya mejor para ti, para tu familia y para la sociedad.

C - Mi actitud interior. Este es el "ambiente" más importante, tu interior, lo que


sientes, piensas y esperas de tus estudios. Si deseas que tu estudio te resulte
agradable, más fácil y lograr mejores resultados, debes tener en cuenta esto:

*Ponte a estudiar con firmeza, sin darle vueltas.

*Convéncete de que estudiar es un trabajo, tan Importante como los demás, ya que el
estudio te permitirá ser un buen profesional.

*Piensa que el estudio, bien realizado, te va a dar la oportunidad de hacer grandes


cosas: una carrera, una profesión, ayudar a los demás y la satisfacción de haber
construido tu destino.

3.- El rendimiento en los estudios

Tus calificaciones o notas son la retribución que recibes por tu esfuerzo de estudiar.
Veamos algunos puntos:

- Si tú crees que podrías obtener mejores calificaciones de las que obtienes, estás
produciendo por debajo de tus posibilidades, es como si te estuvieras robando a ti
mismo, le estás negando una satisfacción a quienes te quieren de verdad y estas
retrasando el desarrollo de la sociedad.

- Tienes que aspirar a lograr la máxima calificación. Esto no quiere decir que seas
necesariamente el primero. Lo importante es que rindas lo más que te sea posible.
Si no puedes más, no te preocupes, pues el que hace todo lo que puede ha cumplido y
tiene un gran mérito.

- Procura llevar al día cada una de tus asignaturas. No dejes que se acumule el
trabajo, pues después te cuesta mucho más, aprendes menos y rindes menos. Si te
acostumbras a llevar al día tus asignaturas, veras cómo sube tu rendimiento.

- Cuando tengas que hacer una evaluación, un examen, un trabajo, etc, no te lances a
escribir lo primero que se te ocurra: piensa primero qué te han preguntado, ordena
tus ideas y responde de la mejor manera. Calcula también el tiempo.

- Antes de entregar un examen o un estudio debes revisarlo, pues siempre hay algo
que corregir.

-A veces rindes menos de lo que sabes porque te pones nervioso. Si cumples todo lo
anterior, verás cómo desaparece gran parte de tu nerviosismo y te sientes más seguro

4.- El comportamiento

Toda empresa o institución tiene normas o reglas, algunas están impresas y forman
parte de un reglamento; otras están sobre entendidas y forman parte de la tradición de
la institución. Todas son muy importantes y debes tener cuidado de no romperlas pues
de hacerlo puedes complicar tu situación.

Entre estas reglas, debes tener en cuenta:

*Estar atento durante las explicaciones de los profesores. En primer lugar, por respeto,
y en segundo lugar, porque así comprenderás mejor las cosas y después te costará
menos estudiar.

*Debes acostumbrarte a preguntar al profesor cuando no comprendas algo o cuando


quieras que te informe o te ayude en algún trabajo. Repetimos, debes preguntar, y
para ello debes elegir el momento, y el lugar más apropiado en clase o fuera de ella.

*Con frecuencia hay que tomar apuntes durante las explicaciones. Debes hacerlo
escribiendo sólo las ideas fundamentales, sin atrasarte.

5.- Los horarios

Tú, como todo estudiante, debes tener tu horario. Para que las horas que dedicas a
estudiar fuera de la universidad te sean más provechosas, veamos unas sugerencias:

El horario de estudios particular es algo muy personal que tu mismo debes


confeccionar y tenerlo a la vista en el lugar donde estudias.

Este horario debes confeccionarlo teniendo en cuenta que debes cumplirlo. Por tanto,
antes de hacerlo mira bien cuantas horas necesitas para cumplir con las exigencias de
tus cursos.

Es importante considerar todas las asignaturas que llevas y colocarlas todas


dentro de ese horario, de manera que no dejes alguna olvidada. También debes
tener muy en cuenta que cada asignatura tiene una importancia mayor o menor.
Según esa importancia, debes dedicarle mayor o menor número de horas.

No es necesario que todos los días estudies todas las asignaturas. Da buen resultado
el preparar cada día las asignaturas del día siguiente.

Cuando te pongas a estudiar no estés demasiado tiempo seguido sentado estudiando.


Es mucho mejor que tras una hora de estudio hagas un descanso de 15 minutos y
luego sigas estudiando. Así rendirás más.

Lo más importante del horario es que lo cumplas. Debes estudiar en firme de


lunes a viernes (los sábados a veces) y descansar los fines de semana.

6.- Sobre el material de estudio

Debes guardar el material de estudio (libros, apuntes, cuadernos, lápices, etc.)


ordenados en su sitio, para poder ubicarlos rápidamente cuando los necesites.

Cuando te sientes a estudiar debes hacerlo con todo preparado y al alcance de tu


mano, para no tener que levantarte a cada momento, perdiendo el tiempo.
7.- Una lectura provechosa

Uno de los principales medios que dispones para estudiar y aprender es la lectura. Es
importante que leas bien, porque de ello depende muchas veces tu éxito o
fracaso en los estudios.

No leas palabra a palabra, sino por frases. Aunque al principio te cueste, pronto te
acostumbrarás y todo irá mejor.

Cuando leas, debes saber distinguir los párrafos importantes, pues no todo lo que lees
tiene la misma importancia. En esos puntos importantes es donde debes poner mayor
atención.

Si estás leyendo y llegas a un párrafo que no comprendes, no sigas: vuelve atrás a


releer hasta que lo comprendas.

Debes tratar de aumentar tu velocidad leyendo, comprendiendo lo que lees.

A veces habrás sentido cansancio cuando llevabas mucho tiempo estudiando. En


estos casos, procura variar tu forma de leer: hazlo durante un rato en voz alta,
levantándote, etc. De esta forma, tu estudio resultará menos aburrido.
8.- Como hacer resúmenes
y fichas

1. El resumir una lección o una pregunta es una gran ayuda, pues te vas
acostumbrando a decir lo que deseas con las palabras justas, sin "enrollarte". Además,
los esquemas, resúmenes y fichas te ayudarán a repasar tus lecciones más
fácilmente, de esta forma las aprenderás mejor de memoria, comprendiéndolas.

2. Para hacer un esquema de una lección o pregunta, debes leer previamente y


subrayar los puntos importantes.

3. Una vez leído y subrayado, harás por escrito tu esquema siguiendo los puntos
subrayados.

4. Una vez confeccionado tu esquema escrito y sabiendo que lo comprendes,


confeccionaras el resumen. Consiste en que amplíes un poco más el esquema de
forma que quede la lección aprendida.

5. Si estás seguro de que eres capaz de repetir oralmente y por escrito este esquema
y resumen, la lección está ya bien aprendida.

6. Pasa este resumen a una ficha o a un cuaderno Y te será de gran ayuda en las
evaluaciones y exámenes.

9.- Como usar los libros

1. Tus libros y apuntes son tus instrumentos de trabajo. Debes manejarlos de forma
que les saques el mejor provecho.

2. Los diccionarios debes tenerlos a mano siempre que leas y encuentres una palabra
sobre la que tengas dudas. Cada palabra nueva que aprendes es un medio más que
tienes que defenderte en tus estudios y en la vida.

3. Acostúmbrate a leer y revisar de vez en cuando los índices de tus libros. Así te
darás una idea general de toda la asignatura y sabrás qué significa la lección que
estás estudiando.

4. Aparte de los libros, necesitas otros materiales para estudiar: apuntes, dibujos,
libros de consulta, etc. Cuando no dispongas de estos materiales debes acudir a
donde se encuentren: biblioteca, amigos y profesores.

5. Debes aprender a buscar en las bibliotecas: saber buscar autores, materias, etc.
10.- Usar bien la memoria

Quizás tú pienses que no tienes una buena memoria porque no recuerdas bien lo que
has estudiado. Recordarás todo mucho mejor si sigues las siguientes normas:

 Debes tener confianza en tu propia memoria.


 No intentes aprender de memoria lo que no comprendes, pues sólo recuerda
uno bien lo que aprendió comprendiéndolo. Es preferible que preguntes y lo
entiendas.

 Existe un buen método para aprender bien de memoria una lección o un


examen. Este método tiene seis pasos:

1. Una lectura rápida de la lección o pregunta que quieres aprender, para darte una
idea general de conjunto.

2. Una lectura reposada de lo anterior, deteniéndote ya en aquellos párrafos que tú


sabes son importantes.

3. Subrayado de esos párrafos importantes.

4. Hacer un esquema, con ayuda del subrayado.

5. Hacer un resumen, completando el esquema anterior.

6. Aprender de memoria ese resumen.

No te preocupes si al principio te resulta algo pesado este método, pues pronto


comprobarás que da buen resultado, ya que aprenderás más y recordarás mejor.
11.- El estudio en equipo y
el estudio individual

Tan importante como estudiar es hacerlo correctamente y asi alcanzar nuestras metas
(conseguir una beca, obtener el título).

El estudio en grupo tiene muchas ventajas sobre el estudio individual:

Facilita revisar una mayor cantidad de bibliografía en menos tiempo y con menor costo
por persona.

Permite obtener fotocopias de los resúmenes de nuestros compañeros de grupo.

Nos ayuda a conocer el punto de vista de otras personas respecto al mismo tema y así
apreciar otras perspectivas.

Permite contrastar nuestras conclusiones con las de los demás y hacer correcciones
de ser necesario (antes del examen).

Nos proporciona una mejor perspectiva de lo que sabemos y de aquellas áreas que
necesitan refuerzo.

Nos prepara para sostener nuestro punto de vista y para debatir en público.

Nos posibilita desarrollar nuestras habilidades sociales, muy útiles en nuestra época
de estudiante, imprescindibles para el ejercicio profesional.

Nos brinda un nuevo grupo de relaciones que no sólo nos apoyarán académicamente,
sino que eventualmente se convertirán en amigos y colegas con quien contar.

Nos da la oportunidad de conocer mejor las habilidades de nuestros compañeros y


ubicar posibles asociados para el ejercicio profesional.

El trabajar en grupo requiere algo de organización para aprovechar el tiempo y obtener


mejores resultados por nuestro esfuerzo, así tenemos que:

Es recomendable escoger un moderador que coordine el repartir los temas, hacer el


rol de expositores, confirmar los lugares de reunión, registrar la bibliografía, etc.

Agruparse con estudiantes que tengan claro que el primer objetivo del grupo es
estudiar y mejorar el promedio de notas.

Establecer un horario de reuniones (3 veces por semana o más) de manera que no


interfiera con las clases y otras responsabilidades.

Hacer una agenda general que contenga direcciones, e-mail, teléfonos, fechas de
exámenes, cumpleaños, eventos, lugares, etc. que serán uso frecuente por el Grupo
de Estudio. Esto facilita el mantenerse en contacto, conocerse mejor y obtener
permisos cuando sea necesario.

Organizar el tiempo de cada reunión de manera que haya un plazo para:


Reunirse, preparar el material de estudio, asignar los temas, conversar un poco y
disponerse para el estudio (de 15 a 20 minutos).

Estudiar y desarrollar el tema asignado de manera individual, pero cerca del grupo por
si es necesaria alguna consulta (de 45 a 90 minutos).

Exposición del tema preparado ante el grupo (20 a 30 minutos), absolución de


preguntas, aclaraciones, intervenciones, etc. (20 minutos). Dos expositores por cada
reunión.

Tipear un resumen de la presentación realizada con las correcciones y aclaraciones


correspondientes y luego repartir fotocopias al grupo.

Las exposiciones deben ser a completa satisfacción de las necesidades de estudio del
grupo, si una presentación es insuficiente, deberá complementarse hasta cumplir los
objetivos.

Si tienes alguna duda o problema, la puedes plantear en el equipo y entre todos la


resuelven.

Para facilitar todo trabajo académico es conveniente tener en cuenta algunas


consideraciones básicas que nos ayudarán a ahorrar tiempo y esfuerzo:

Tener todo el material de estudio guardado y ordenado en un solo lugar.

Asegurarse que el lugar de estudio esté convenientemente iluminado.

Si usamos gafas la medida de los lentes debe ser reciente (menor de 2 años).

Evitar el uso sin supervisión médica de ansiolíticos (calmantes), barbitúricos (control


de peso) u otros medicamentos pues está comprobado que afectan la memoria y
pueden producir adicción.

Tan importante como el auténtico esfuerzo por mejorar el rendimiento académico es el


esparcimiento, por ello es importante que el grupo una vez que halla concluido sus
reuniones de estudio semanales también tenga una salida para divertirse, pasarla bien
en grupo ya sea paseando, reuniéndose en la casa de algún amigo, yendo a bailar a
alguna disco, al cine o de paseo al campo. Lo importante es pasarla bien, sanamente,
sin mayor compromiso o gasto y de paso hacer algo de ejercicio.

Pero no basta con el estudio en equipo:

Es igualmente importante el estudio individual que tú realizas en cada una de las


asignaturas.

Cuida de la limpieza en tus trabajos, de la presentación, etc.

No te conformes en estudiar para salir del paso, sino que debes procura hacerlo bien,
que tus trabajos y deberes sean siempre de primera calidad.

LA PLANIFICACION DEL TIEMPO


El análisis de los hábitos de los estudiantes nos proporciona casos muy
frecuentes en los que pasan más de cuatro horas desde que un
estudiante se levanta por la mañana y se pone a estudiar. Si se analizan
todas las actividades realizadas durante ese tiempo, en la mayoría de
los casos, la pérdida de tiempo que generan determinadas "costumbres"
es realmente muy notable... Ver perder el tiempo.

Se ha de comenzar por un análisis de las costumbres personales. Desde que nos


levantamos hasta que nos acostamos, incluyendo las horas que pasamos en la cama.

Imprime esta página con esta tabla:

Distribución actual de mi tiempo en las siguientes actividades (horas):


---
Actividad Lunes Martes Miercol Jueves Viernes Sábado Doming Total
Dormir
Comidas
Clases
Estudio
Deporte
Distracción, ocio...
Acciones necesarias
Tiempo malgastado

Tras una semana analizando en que empleas cada hora de tu tiempo, estarás en condiciones de
conocer el tiempo que malgastas y de hacer una reflexión personal de si la distribución de tu
tiempo está acorde con tus necesidades, prioridades u objetivos.

Un Plan, consejos:

1. Diseña un plan con lo quieres alcanzar cada curso o cada año.


2. Planifica el horario de cada semana y de cada día, intentando con fuerza
cumplir el plan que te has trazado.

3. Lleva un diario en que apuntes todas las incidencia que sean importantes en el
cumplimiento de lo que planificas.

4. Procura que tu familia, amigos y compañeros te ayuden a respetar el Plan. Hazlo


público. Propóntelo como un reto personal.
El Plan en Marcha, más consejos..
 Pregunta a tus profesores, compañeros cuantas horas 5 minutos
de estudio son necesarias a la semana para tu nivel
de estudios. La experiencia de un
estudiante que realizaba
15 flexiones cada hora de
 Evita el horario nocturno, especialmente las últimas
estudio dio muy buen
horas de la noche.
resultado en un Centro en
 Dedica mayor cantidad de horas a las asignaturas el que fue imitado por la
que sean más complejas y difíciles, aunque no sean mayoría de sus
tus preferidas. compañeros.

 Es muy importante intercalar breves periodos de Estiramientos o ejercicios


descanso cada hora de estudios (cinco minutos). suaves pueden ser
Algún movimiento físico moderado puede ser muy recomendables. Otra
recomendable. buena costumbre pueden
ser los ejercicios de
respiración

MOTIVACION

Las razones que pueden motivar a un joven universitario no son las


mismas que pueden motivar a un niño de primaria o a un joven de
secundaria. Vamos a considerar algunas motivaciones a corto plazo.
Además, a cada persona le motiva algo diferente o algo en un grado
distinto que a los demás.
El entusiasmo mueve montañas... Padres y motivación
¿Cómo puedo entusiasmarme con mis estudios?
Los padres y los
1. Los estudios son interesantes. Admitamos que no son profesores tienen la
tan divertidos como la tele, jugar a la play, una charla inmensa obligación de
con los amigos, un baño a la piscina... Pero me esforzarse
esfuerzo en verlos interesantes y hacerlos interesantes imaginativamente en
yo mismo con mi imaginación y mi esfuerzo. Soy hacer ver a sus hijos que
consciente de que este esfuerzo me ayuda. estudiar, conocer... es
2. Estudiar y aprovechar bien el tiempo me deja más tiempo útil, asombroso,
libre para divertirme y pasártelo bien. entretenido...
3. Mis profesores y mis padres me van a estimar, premiar
Los padres tiene que
y valorar mucho más...
poner miles de ejemplos
4. Me he dado cuenta que cuando conozco bien un tema, sobre la utilidad de las
me gusta. temas de estudio y
relacionarlos con cosas
5. Cuando hago las cosas bien, me siento más seguro. que sus hijos ya conocen.

6. Disfruto más en mi tiempo libre, con mis amigos, la


Una relación fluida entre
tele, Internet si previamente he hecho mi trabajo bien.
padres y tutores es

7. Cada vez que alcanzo un pequeño triunfo me animo y fundamental


me hace sentir más seguro y con ganas de ir más
Estudio - Guía para padres
lejos...

8. Ver 101 razones para ser un buen estudiante.


No me puedo concentrar... ¿soy así?
 El estudio me produce desinterés , Mis conflictos
cansancio..
1. Conflictos con
 El sitio donde estudio me distrae: otras
mis hermanos, la tele, mi familia actividades:
habla fuerte... deseo hacer otra
cosa.
 No sé trabajar rápido... Hago las
2. Conflictos emocionales. Son
cosas muy lentamente...
frecuentes y requieren de un
 No me ajusto a un horario, se me queda análisis con personas de vuestra
todo para el final y me desborda... confianza para solucionarlos.

No eres el único, algunos genios de la En ambos casos el control de la atención


humanidad también tuvieron fracasos hacia el estudio se hace muy difícil.
estrepìtosos de jóvenes, pero no se rindieron.

Truco para el control de la atención: Trabajar muy rápido

1. Contra la distracción: RAPIDEZ. Ponte un reloj y oblígate a un


reto cada 10 minutos.
2. Contra la inercia de ponerse a trabajar: coger papel y lápiz y ponerse a escribir.

3. Contra la indecisión: planes y horarios.

4. Ver también la automotivación.

5. Tu lema: no te rindas nunca.

6. Por último: el esfuerzo y la constancia.

Los Hábitos y el estudio

Al hacer tus planes y horarios hemos pedido que hagas un análisis de tu tiempo en un
semana. Seguro que si tienes la intención de hacer un mayor esfuerzo y dedicar más
horas al estudio no será tarea fácil y tendrás que luchar contra viejos hábitos,
cambiarlos y adquirir unos nuevos.

Problemas a la hora de ponerte a estudiar


Si tienes problemas a la hora de ponerte a estudiar tienes que analizar con sinceridad
la causa o causas. Te indicamos algunas causas más frecuentes (H. Maddox):

1. No veis la utilidad de los estudios. Ver 101 ventajas de ser buen estudiante.
2. Materias con alto grado de dificultad y carencia de una base previa sobre las
mismas.

3. Miedo al fracaso. Miedo a que el esfuerzo sea infructuoso.

4. Un entorno no adecuado (sitio de estudio, ruidos, interrupciones, TV,


distracciones, hermanos, amigos...)

5. Demasiadas actividades fuera de los estudios.

6. No poseéis materiales adecuados para el estudio (libros, buenos apuntes...).

7. Preocupaciones de tipo emotivo (pareja, familia...)

Una ves identificada la causa o causas debes considerar las determinaciones que hay que tomar
para solucionar el problema y si necesitas ayuda para resolverlo.

Formar hábitos nuevos

La necesidad de tener éxito cuanto antes, repetir, repetir...

1. Los nuevos hábitos se adoptan como fijos si las


consecuencias que llevan consigo conducen al éxito y
son satisfactorias.
2. El habito se fija con la repetición continuada del
mismo. Ver constancia y esfuerzo.

3. Los hábitos que se oponen a apetitos personales


fuertes solo pueden formarse si nos imponemos una
fuerte iniciativa.
Las tres máximas de H. Maddox

 Emprender un nuevo hábito con toda tu fuerza y determinación. Para la


adquisición de un nuevo hábito o para abandonar uno viejo tienes que
emprenderlo con la mayor decisión y coraje posible.
 No permitas ninguna excepción hasta que el nuevo hábito este
plenamente arraigado e implantado en tu vida.

 Aprovecha y busca todos los aliados posibles, automotivación, tu familia, tus


amigos, tus profesores.. Rompe con tu viejos comportamiento
SQ3R (EPL2R)
(Survey, Question, Read! Recite! Review)

Se trata de una de las técnicas de estudio EXPLORAR (Survey)


americanas más tradicionales (Robinson, 1970)
que ha dado buenos resultados a generaciones PREGUNTAR (Question)
de estudiantes en Estados Unidos. Por ejemplo
ver Virginia Polytechnic Institute and State University, la LEER (Read)
University of Arizona, Minnesota o incluso la
prestigiosa Stanford University. Es sencilla y clara. RECITAR (recite)
Pincha cada palabra de la derecha.
REPASAR (Review)

Consejo previo: La comprensión es clave en estudio y la lectura de un tema.

Captar + Comprender ... en vez de .... Leer + Repetir mecánicamente

Recuerda que la comprensión se lleva a cabo mediante:

 Relacionando los nuevos conocimientos con conocimientos que ya se poseen.


 Clasificando y recordando de forma sistemática los nuevos conocimientos.

Wiliam James:"A cuanto más datos se asocia un nuevo dato en nuestra mente, tanto
mayor es el dominio que nuestra memoria tiene sobre el mismo"

Por tanto:

 Busca en tu mente y relaciona los nuevos conocimientos con todo aquello que
encuentres...

 Comenta con tus amigos, tus compañeros, tu familia los nuevos conocimientos,
quizás ellos te den ideas en todo caso y a ti te servirá para fijar mejor en tu
mente todo lo quieres aprender.

SQ3R Explorar

Antes de leer, el capítulo de un libro hay que hacer una exploración con el objetivo,
hacerse una idea global, de lo que se va a estudiar. Para hacer esto:

 Fijarnos muy bien en título, encabezados, y subtítulos del capítulo.


 Inspeccionar las informaciones bajo cuadros, diagramas, gráficos o mapas (el
autor del libro nos quiere llamar la atención por su importancia)

 Prestar a atención la orden de los títulos y subtítulos, lo que está junto.


 Tener presentes las notas, apuntes, recomendaciones... del profesor.

 Leer la introducción y las conclusiones (final del capítulo)"

 Leer cualquier resumen que haya al principio o al final del capítulo.

Tras esto debemos tener una perspectiva general del capítulo.


EXPLORAR PREGUNTAR LEER RECITAR REPASAR

Mira el capítulo de este libro:

Observa que sus autores han puesto con letras grandes el Título. Los encabezados y
subtítulos están resaltados con negrita y utilizando otro color...
También hay mapas con lecturas e ilustraciones que están llamando nuestra atención
A la derecha hay un recuadro explicando algo en particular de forma resaltada. Los
autores nos quieren llamar nuevamente la atención ¿qué es?

Explora algún capítulo de algún manual que tengas a mano y que tengas que estudiar,
fíjate muy bien en los títulos, subtítulos, los cuadros, mapas, gráficos... busca el
resumen ... las conclusiones

SQ3R - Preguntar

Esta parte os estimula y os obliga a pensar y a ordenar los  EXPLORA


conocimientos que ya poseéis. Para ello rápidamente: R

 Anotar todas las preguntas que se os ocurran sobre  PREGUNT


Las Preguntas

- Ten en cuenta que cuanto mejor sean las preguntas que hagas, mejor va a ser la
comprensión de la lectura

- Cuando empieces a leer tu mente estará activa buscado respuesta a tus preguntas y
enganchada más fácilmente y más eficazmente en el proceso de aprendizaje.

Consejos sobre el tipo de preguntas que te deben venir a la mente cuando lees
cada título o subtítulo...

 Qué significa una frase o palabra


 Qué significa en ese contexto en particular

 Estar atento a las preguntas que los autores hacen en cada capítulo.

Con el tiempo los estudiantes que ejercitan este paso llegan a desarrollar una actitud
crítica muy útil.

SQ3R - Leer

Consejos previos:
 EXPLORA
R
 Una lectura lenta y completa, teniendo siempre en
mente cuando se lee el título o subtítulo del capítulo.  PREGUNT
AR
 Otro consejo frecuente: LEER ACTIVAMENTE (Harry
Maddox). La lectura tiene que ser activa. Hay que  LEER
subrayar, para resaltar los conceptos más importantes,
 RECITAR
poner señales - una cruz, una estrella - para
personalizar el texto, para hacerlo tuyo y para que no
 REPASAR
sea una sopa de letras...

Lectura activa:

 Pensar en lo que estás leyendo. A veces puedes estar leyendo algo y estar
pensando en otra cosa. Hay que leer y analizar a la vez para que sea lectura
activa y no perder una alta concentración.
 Uno de los objetivos debe ser mantener a toda costa la concentración. Ser
activo y rápido puede contribuir decisivamente a ello.

 Trata de responder a las preguntas que te has hecho. Reformula tus


preguntas si es necesario.
 Responde a la preguntas que hace el autor del libro.

 Hacer un reto contigo mismo relacionado con el texto que estás leyendo.
Rétate contigo mismo, continuamente sobre si estás entendiendo lo que lees.

 Anota activamente. Por ejemplo: los términos que deduzcas de tu lectura que
son importantes.

 Presta atención sobre todo lo que el autor intente llamar tu atención (itálica,
subrayados, gráficos, recuadros...). Analízalos lenta y cuidadosamente.

 Detente y relee aquellas partes que no estén claras. Anotar al margen.

 Cada vez que lees una palabra que no comprendes, busca su sentido en un
diccionario. Hay muchos diccionarios en Internet gratis. Utilízalos... Ej, Historia.

Recursos y lecturas recomendadas:

o Aprender a leer bien


o Leer y aprender (leer y subrayar)

o Lectura rápida

Es bueno subrayar y hacer anotaciones mientras se lee. En una segunda lectura


estas anotaciones te ayudarán mucho.

Anexo: Un poco más... sobre la lectura

Es interesante que nos demos cuenta de que no todas lecturas


tienen elmismofin.
Te recordamos "otras lecturas"...

Lectura como diversión - por ejemplo una novela o una


revista. Cada uno aplica la fórmula que más le relaja. No hay reglas.

Lectura exploratoria - leer algo rápido para hacerte una idea de qué
va. Leer rápido teniendo en cuenta tus preguntas, no leas cada palabra,
presta especial atención al primer párrafo de cada capítulo o sección y
lee todas las primeras frases. Intenta captar frases claves.

Lectura como repaso - buscar algo en un texto que ya te es familiar


para confirmar un concepto, una fecha u otro tipo de conocimiento.

Lectura como búsqueda - buscar la respuesta a una pregunta, una


información que no sabes, un hecho etc. Piensa qué tipo de información
es la que buscas. ¿Es un número? ¿una palabra? ¿con qué empezará?
Visualiza cómo será el numero o la palabra o la frase, lee rápido hasta
que te aproximas al tipo de información que buscas, luego ir más
despacio para encontrarla.

Lectura para corregir un texto propio - céntrate en la redacción, la


ortografía, la puntuación y la estructura gramátical.

Lectura para dominar un tema - leer con mucha atención para


conseguir información detallada sobre un tema, o para aprenderlo. Es
importante leer pausadamente, con mucho cuidado, y de forma repetida
(al menos 3 veces). Es la que se puede asimilarse a la que recogemos
arriba en nuestro método.

Lectura crítica - leer para cuestionar un texto y escribir un artículo, una


crítica de las ideas que contiene, una reseña de un libro etc. Primero,
leer todo muy rapido. Luego volver a repasarlo, haciendo preguntas.
¿Porqué dice tal cosa el autor del texto? ¿Qué siento yo sobre eso?
¿Qué opiniones, sentimientos o actitudes están siendo expresados?
¿Son hechos o opiniones? ¿Es lógico? ¿Qué tipo de palabras de
utilizan. Mientras lees, anota cosas en el margen y sobre papel para
ayudarte escribir el trabajo después. Volver a leer en voz alta (al ser
posible) varias veces. Lo más importante en la lectura crítica es HACER
PREGUNTAS.

SQ3R- Recitar

Harry Maddox recuerda que la recitación como tal es un


método anticuado.  EXPLORAR

Por "recitar" no debe entenderse pues la repetición palabra por  PREGUNTAR

palabra, o "aprender de carrerilla".  LEER

Debemos evitar aprender memorizando algo aisladamente  RECITAR


como una unidad sin sentido.
 REPASAR

Según algunas experiencias se requieren de cuatro a cinco lecturas antes de poder


dominar el contenido de lo que se ha leído. Pero hay que insistir que la repetición no
tiene ningún valor, si no se lee de una forma activa y atenta.

Ideas para "recitar" inteligentemente:

 Tracemos un objetivo más ambicioso para cada lectura. Ej. Dominar mejor esta
u otra cuestión.
 Hagamos cada "recitación" poniendo énfasis en algo distinto (subrayados
propios, esquemas...).

 Subraya y resalta aquello que encuentres más importante en cada lectura.


Intenta descubrir en cada lectura nuevos matices que enriquezcan lo que ya
sabes.

 Si un tema es importante, nos gusta, o lo encontramos interesante,


profundicemos un poco por nuestra cuenta.

 Diseñemos "un incentivo" cada vez que leemos. Incluso el tiempo que tardamos
en leerlo de forma activa, atenta y comprensiva.

 Aprendamos de memoria aquello que no nos quede más remedio. Aún así no
dejemos de leer activamente y estableciendo pequeños retos.

¿Cuando puedes considerar que has "recitado" suficientemente?

 Si eres capaz de establecer con claridad las principales ideas bajo cada título o
subtítulo.
 Si puedes hacer un resumen completo y comprensivo sin mirar a las páginas
del libro.

 Si has solucionado las omisiones y errores más significativos para comprender


y dominar el tema.

Consejos:

 Mientras lees, haz paradas de vez en cuando para volver a recitar la parte más
importante del capítulo.
 Cada vez que ves un nuevo titular, para, y vuelve a repasar todo lo importante
de la sección que acabas de terminar.

 Haz esto para cada sub-capítulo, y cuando llegas a un nuevo capítulo, hazlo
dos veces

El tipo de asignatura y los materiales cuentan

Si estás aprendiendo material suelto sin demasiado significado (por ejemplo, reglas,
cosas, normas, fórmulas...), tu forma de estudio principal habrá de utilizar la recitación
para tratar de memorizar, y esta tecnica (memorizar) ocupará desde 90 hasta 95% de
tu tiempo de estudio. El vocabulario de un idioma, las unidades del sistema nervioso, el
sistema oseo, los nombres de los ríos...

Para otros materiales como la historia o la filosofía, este tipo de método solo supondrá
el 20% a 30% del tiempo global del estudio.

SQ3R - Repasar
 EXPLORA
Una vez que el tema de estudio se domina hay que repasar. R
Debe evitarse a toda costa repasar solo antes de los
 PREGUNT
exámenes.
AR
Generalmente se tiende a olvidar un porcentaje importante muy  LEER
rápidamente. Una forma de evitarlo es el triple repaso:
inmediato intermedio y final (antes de los exámenes)  RECITAR

 REPASAR

Regla general:

 El primer repaso general debería tener lugar lo más pronto posible. Mejor
inmediatamente después de dar por dominada la materia tras la "recitación". Si
la materia es difícil harán falta otros repasos periódicos para "reforzar".
 Antes del examen es importante planificar la disponibilidad de tiempo para
un repaso a fondo. Se debería prestar atención a lo primero que se aprendió.

Trata en todo momento, incluso en los repasos, de llevar cabo un estudio inteligente
-frente al puramente memorístico- .

Recuerda que el primero favorece la retención mediante la organización de los


materiales y le establecimiento de conexiones entre sí.

Estudio: Factores ambientales, alimentación, sueño...

Muchas horas sentado en un mismo sitio tratando de estudiar, pero ¿reúne las
condiciones...?

Los factores ambientales pueden incidir en la eficacia de estudio.


Generalmente son fáciles de corregir. Sigue estos consejos:

1. El sitio donde estudias normalmente debe reunir las mejores condiciones:

Buena iluminación.

Una temperatura entre los 15,5º y 21º C.

Poder tener los materiales ordenados y a mano.

Aislado, sin interrupciones, ni ruidos de familiares y amigos.


Un mobiliario: mesa, silla y lámpara adecuados.

Ver El mejor sitio para estudiar.

2. El ejercicio físico. Trata de hacer diariamente ejercicio físico o bien practica algún
deporte con regularidad. La vida sedentaria obliga a mantenerse en forma.

3. Sueño. Trata de dormir al menos 8 horas diarias. Es importante establecer hábitos


regulares y cuidar la calidad del sueño (tipo de cama. etc.). Si padeces frecuentemente
de insomnio o duermes mal trata de averiguar las causas y corregir los problemas. Ver
Horas de sueño y estudio.

4. Alimentación. En general trata de comer sano, a horas regulares, evitando las


comidas pesadas o largas horas con el estómago vacío. Procura ingerir diariamente,
leche o sus derivados, frutas y verduras en abundancia.

Evita ingerir frecuentemente comida rápida y rica en grasas (bocadillos,


fiambres, hamburguesas, pizzas, repostería, bebidas carbónicas....) que
te provoquen sobrepeso y pesadas digestiones.

Come frutas y verduras en abundancia. Comer cantidades necesarias


diariamente de frutas y verduras, leche y queso, pescado, huevos y
carnes (de estas últimas no abusar de carnes rojas).

No tomes bebidas azucaradas en exceso. Ver los riesgos de las bebidas


azucaradas.

Algunos consejos adicionales en Estudio y alimentación.

¿Desayunas todos los días abundantemente antes de ir a las clases?

La respuesta de un buen estudiante es sí. El estudio y la buena alimentación son


dos cosas que deben ir muy unidas. El rendimiento en el estudio es sensible a una
alimentación equilibrada y a unos hábitos alimentarios acordes con las exigencias del
estudio. La mayoría de los especialistas insisten en que un estudiante debe cuidar
muy bien su alimentación:

1. Un desayuno abundante, muy completo, al estilo anglosajón a base de cereales,


leche, huevos, zumos, frutas, jamón, queso... El desayuno de un estudiante debe ser
una de sus más completas comidas. Es el "combustible" que se quemará a lo largo del
día, que se digiere rápidamente, y que da energía por las mañanas durante las clases,
en las que hay que estar con vitalidad y energía.

2. Evitar caprichos: alimentos de bollería industrial a base grasas y exceso de


hidratos con azúcares en comidas intermedias y ocasionales. Mejor alimentos sanos:
frutas, bocadillos de pan integral, sin excesos de fiambres, no tomar bebidas
azucaradas en exceso, etc. Los estudiantes deberían vigilar su sobrepeso,
especialmente si esto influyen hábitos alimentarios no muy saludables.

3. Stop a la comida basura. Los que hacen trabajos sedentarios (como los de los
estudiantes) deberían limitar mucho alimentos que contengan azúcar, pasteles,
galletas, dulces, chucherías, carnes elaboradas, recompuestas, o empanadas,
salchichas, alimentos en conserva, etc. etc.

4. Alimentación muy saludable. Un estudiante debe tener una alimentación


equilibrada y muy diversificada. Una simple deficiencia en vitaminas puede originar
falta de energía y vitalidad. En una buena dieta alimentaria de estudiante deben
entrara alimentos como los: tomates y verduras, ensaladas (en todas las comidas),
frutas (cinco piezas diarias), carne o pescado (con preferencia este último), huevos
(varias veces por semana); leche, quesos y productos lácteos; pan integral y cereales:
agua (un litro y medio al día).

4. Tener horas fijas en la comidas (las que sean necesarias). Comer por ansiedad y
a muchas horas puede generar digestiones pesadas que mezcladas con el estudio
restan capacidad de concentración, vitalidad y, en ocasiones fomentan la somnolencia.

Si eres un estudiante que tiene como meta destacar en sus estudios, debes cuidar
mucho tu alimentación. Estar "en forma" mentalmente durante muchas horas al día
(clases, horas de estudio por las tardes, exámenes, etc). Todas estas actividades
exigen un óptimo rendimiento y los buenos hábitos alimentarios pueden ayudar mucho