Está en la página 1de 6

LEVANTAMIENTO DE PROCESO LIMPIEZA ASEO Y MENTENIMIENTO DIARIO CUARTO FRIO

Titulo del area a limpiar

Objetivo: Dar las pautas sobre las condiciones mínimas de limpieza en el almacén.

Políticas:

- El Almacén debe contar con un programa de mantenimiento preventivo de sus instalaciones.


- El Almacén debe tener un cuarto de limpieza, externo a los ambientes de almacenamiento, donde se
limpien / laven los utensilios de limpieza, se preparen las soluciones de limpieza y desinfección y, donde
se guarden dichos utensilios.
- El personal de limpieza debe ser claramente entrenado en el presente procedimiento.
- La frecuencia de limpieza de rutina del almacén es diaria, la limpieza especial es mensual.

Procedimiento:

Limpieza de rutina: realizar a primera hora. El almacenista abre la bodega para que ingrese el personal de
servicios generales. Recoger la caneca en donde se depositan los desechos y llevarla a desocuparla. Barrer
el piso con la escobilla destinada a la limpieza de almacén. Trapear el piso con el trapeador destinado a la
limpieza del almacén, ligeramente humedecido en agua. De existir suciedad adherida al piso utilizar una
espátula para retirarla. Verificar que los productos permanezcan ordenados luego de ejecutada la
limpieza. Aspirar o limpiar la superficie de los estantes de los productos sobre las cuales están ubicados.
Comenzar del nivel más alto y terminar en el primer nivel. Recoger desechos que pudieran estar en el
suelo y depositarlos en los recipientes destinados a este fin y rotulados con la palabra “Desechos”. Retirar
poco a poco las estibas de su ubicación para limpiar el piso. Trapear el piso con el trapeador destinado a
la limpieza
del almacén, ligeramente humedecido en agua. De existir suciedad adherida al piso utilizar una espátula
para retirarla. Aplicar cera con desinfectante y brillar. Repetir los pasos anteriores en las diferentes zonas
del almacén (producto terminado, muestras, material promocional, cuarentena, rechazados, etc.)
Verificar que los productos permanezcan ordenados luego de ejecutada la limpieza. Una vez efectuada la
limpieza será registrada en el formato correspondiente. (Formato 002) Para la limpieza de áreas comunes
será registrada en el formato correspondiente. (Formato 009) FIN DE PROCEDIMIENTO

Limpieza de la Estantería diaria o periódica (definir tiempo) poes


Esta debe efectuarse mensualmente.

Para esto se requiere de los siguientes materiales: esponja, jabón (que no sea detergente en
polvo), paños y/o toallas de papel.

Pasos a seguir:

 Elija el estante a limpiar


 Retire los medicamentos del estante y colóquelos en un lugar seguro para estos durante la
limpieza.
 retire el polvo del estante.
 Utilizando el producto para remover los residuos de polvo adheridos al anaquel.
 Con un paño humedecido retire el jabón de la superficie del estante, repita las veces que lo
requiera hasta eliminar todo el jabón.
 Finalmente seque con un paño limpio o con toallas de papel

2.06.05 LIMPIEZA Son las previsiones que debemos tener desde el enfoque de las óptimas condiciones de aseo y que
nos van ayudar a mantener los medicamentos bien almacenados sin problemas de tipo microbiológico. Pertinencias
que debe considerar para la limpieza: - Buena ventilación libre de gases contaminantes, debe ser aire fresco, y que no
provenga de sitios de contaminación (parqueaderos, basureros). - Buen cuidado en todas las áreas: aseo, limpieza y
desinfección de las áreas para evitar la proliferación de hongos y bacterias. - Instalaciones sanitarias limpias,
funcionales y desinfectadas. - Lava manos apropiados y funcionando. - Estantes limpios y libres de suciedad - Control
de plagas para eliminar insectos y roedores. - Medicamentos libres de polvos y partículas adheridas a las cajas y
envases. - Estanterías con la cantidad de gabinetes para que se mantengan los medicamentos protegidos de suciedades.
- Refrigerador limpio el mismo que debe tener un aseo periódico y exclusivo para almacenar medicamentos, libre de
comestibles, reactivos de laboratorios, líquidos biológicos como sangre, muestras de laboratorio, entre otros. - Los
residuos deben ser colocados en recipientes específicos identificados y tapados y deberán ser vaciados y limpiados
fuera del área de almacenaje. 21 ELABORACIÓN E IMPLEMENTACIÓN DE UN MANUAL DE PROCESOS Y
PROCEDIMIENTOS EN EL ÁREA DE ALMACENAMIENTO EN LA FARMACIA DE LA CORPORACIÓN DE
SALUD ATUCUCHO, SECTOR COCHAPAMBA DEL D.M.Q AÑO 2015. - El aseo, limpieza y esterilización deben
realizarse mediante un cronograma de aseo al menos tres veces a la semana. - Los artículos de limpieza de los servicios
higiénicos no se utiliza en la bodega o área administrativa. - Los materiales de limpieza deben ser guardados en el área
de mantenimiento. Se debe limpiar con mucho cuidado los envases externos, con un tomar las precauciones necesarias
para limpiar los envases externos, con una tela levemente humedecida, teniendo mucho cuidado de no manchar o
suprimir las descripciones y descripciones del embalaje.
Aspectos a tomar en cuenta en el diseño del proceso de limpieza y sanitización
Area:
-Tamano del área de la limpieza (alcance de la limpieza en bodega y oficinas pisos paredes, racks).
-Establecer programa de desinfección/ mantenimiento preventivo.
-Tráfico de personal.
-Tipo de medicamentos almacenados.
-Temperatura del área ( ambiente, fresca, refrigerada, congelación)

Produtos de limpieza:
- Cantidad de producto.
- Concentración.
- Preparación.
- Temperatura.
- Tiempo de contacto, frecuencia.
- Etiquetados fichas técnicas y de seguridad presentes.

Materiales y equipos limpiar


- Evaluar tipos de superficie.
-
Cada uno de los aspectos relacionados con la fabricación, almacenaje, distribución y finalmente
dispensación de medicamentos, debe ir acompañado de un elevado nivel de saneamiento e higiene, el
cual debe abarcar al personal, instalaciones, equipos, materiales y recipientes para la limpieza y
desinfección de todo aquello que pueda ser fuente de contaminación del producto o fármaco.

Para ello cada establecimiento farmacéutico deberá contar con un programa amplio de de aseo y
mantenimiento diario y periódico de las instalaciones.

El siguiente protocolo tiene como fin, brindar pautas generales a seguir en la limpieza de las distintas áreas
de la farmacia, tal y como lo exige la nueva Norma de Habilitación decretada por el Gobierno de Costa
Rica y el Ministerio de Salud.

La limpieza y la sanitización de cámaras frías debe ser realizada de tal forma que se evite crear condiciones
que propicien la acumulación y proliferación de microorganismos que dañen los equipos, contaminen los
productos que ahí se almacenan, comprometan la seguridad del personal o consumidor y contaminen el
medioambiente.

Por lo anterior, es importante tomar en cuenta los siguientes aspectos:

Productos de limpieza
La elección de los productos químicos para limpieza y sanitización debe hacerse principalmente de
acuerdo con la superficie que se desee tratar.
Para determinar la clase de producto más adecuado, se debe investigar primeramente el tipo de impureza
que se genera en el área que se va a limpiar.

Al mismo tiempo, es importante cuidar las superficies que serán sometidas a limpieza. Se debe evitar
utilizar químicos que dañen el material de la estantería o racks, el revestimiento de las paredes.

En cuanto al sanitizante, en el mercado se encuentran diversas marcas con diferentes compuestos activos
como hipoclorito de sodio, dióxido de cloro, sales cuaternarias de amonio, entre otros. Cada uno de ellos
tiene sus ventajas y desventajas, sólo es cuestión de tomar en cuenta cuál es más efectivo en cada caso y
qué propiedades contiene cada uno. Los sanitizantes ayudan a eliminar los microorganismos que causan
los malos olores.

Es recomendable rotar el tipo de sanitizante durante el año para evitar generar resistencia de los
microorganismos.

Por todo lo anterior, lo más conveniente es contar con asesoría de los proveedores de productos químicos,
pues sus recomendaciones serán de acuerdo con las necesidades específicas de cada establecimiento. Sin
embargo, en el caso de la sanitización, también es importante buscar referencias de la concentración
recomendada según las autoridades locales en materia de sanidad.

En el caso de los proveedores de productos químicos, se debe contar con las fichas técnicas y referencias
comerciales de estas compañías, así como con un contrato que incluya algún seguro contra daños a
equipos e instalaciones, en caso de que esto sucediera derivado de la aplicación del algún producto
químico.

Factores que influyen en la eficacia de los sanitizantes y que deben de cuidarse al ser usados

La cantidad de producto: Medido en peso o volumen.


Concentración: Medir adecuadamente la cantidad de químico y agua al momento de diluirlos.
Preparación: Seguir el orden indicado y forma de adición recomendada por los proveedores de químicos.
Temperatura: Llevar a cabo las recomendaciones del proveedor respecto a la temperatura del agua.
Tiempo de contacto: Para que una solución sanitizante elimine los microorganismos, debe tener contacto
con el objeto o la superficie durante un tiempo específico. Se deben de seguir las recomendaciones del
proveedor.
La calidad del agua
Es indispensable la buena calidad del agua que se utiliza para la limpieza, pues sus características como la
dureza (contenido de sales) y otras propiedades fisicoquímicas también determinan la efectividad del
proceso. Las sales generan un tipo de suciedad que, en ocasiones, es invisible, ya que muchas veces no se
percibe a simple vista; sin embargo, está presente y favorece la formación de biocapas, que, junto
con microorganismos y algunos de sus desechos, puede representar un importante peligro para la salud
cuando quedan adheridos a las biocapas microorganismos patógenos.

Los insumos de limpieza


Una forma de lograr adecuados procesos de limpieza es empleando el equipo necesario deacuerdo a de
con lo que se va a limpiar, en forma, tamaño, dureza de las cerdas, etc.

En las cámaras frías se utilizan cepillos con cerdas duras para los pisos, y más suaves para las paredes;
para alcanzar áreas de difícil acceso, con mangos largos, ya que nunca deben descuidarse paredes altas y
techos, así como los utensilios adecuados para limpieza de lámparas y empaques de puertas. Debe
procurarse mantener los utensilios en buenas condiciones y almacenarse limpios en lugares exclusivos.

Los procedimientos de limpieza y sanitización


Cada establecimiento debe diseñar y tener por escrito el procedimiento de limpieza y sanitización de los
cuartos fríos que mejor se acople a sus necesidades y demostrar que sea efectivo. Esto significa remover
la suciedad y los microorganismos en un 99.99 por ciento.
El procedimiento indica en una serie de pasos la forma en que debe realizarse la limpieza y la sanitización
para que sea correcta. En éste generalmente se incluye: qué es lo que se va limpiar y sanitizar, con qué
frecuencia, el responsable de realizarla y verificarla, las instrucciones detalladas que explican cómo se
hace, el material necesario (utensilios y químicos), las acciones correctivas en caso de encontrar
desviaciones en el proceso y cómo prevenir su recurrencia. A todo lo anterior, frecuentemente, se les
llama Procedimientos de Operación Estándar de Limpieza y Sanitización (POES).

Es importante prestar especial atención a la limpieza de difusores, condensadores, ventiladores, rejillas,


sistemas eléctricos y tuberías, pues son superficies más delicadas o difíciles de limpiar por su forma, por
lo que se requiere de personal experto y un procedimiento más específico
El diseño de los procedimientos
Existen varios factores que repercuten en las actividades tanto de limpieza como de sanitización de los
cuartos fríos. Es muy importante considerarlos al momento de diseñar los procedimientos. Algunos de
éstos son:

El tamaño de la cámara: Si ésta es muy grande, será difícil que se encuentre completamente vacía, poder
apagar los equipos de enfriamiento y limpiar en un sólo evento. Lo más frecuente es que la limpieza se
programe por secciones o partes (con el equipo en funcionamiento) hasta completar su limpieza. En este
caso se debe retirar o proteger lo que se encuentre en las estanterías o racks para evitar contaminación.
El movimiento de lo que está en el almacén debe ser cuidadoso, y no se debe dejar el producto en un
lugar fuera de la temperatura adecuada
El tráfico de personal: El alto tráfico de personal y carga de trabajo durante las actividades diarias de
proceso pudiera alterar la frecuencia, la eficiencia de la limpieza y sanitización.
Se recomienda organizar bien las actividades y horarios del personal y dedicar tiempo suficiente para
cumplir con el procedimiento diseñado de principio a fin

El tipo de productos que se almacenan: Hay cuartos fríos en donde se almacenan productos sin empaque
o en cajas semicubiertas, como canales de carne, pescado, frutas y verduras, las cuales generan mucha
más materia orgánica y escurrimientos, y la suciedad puede acumularse fácilmente y generar malos
olores.
En este caso, es importante considerar limpiezas operativas más frecuentes y correctivas enfocadas a
limpiar en el momento en que ocurren derrames o escurrimientos

La temperatura de la cámara: Para la limpieza y sanitización de cámaras de congelación es importante


utilizar químicos con los que se pueda limpiar y no se congelen. Existen en el mercado algunos productos
con estas características, que pueden aplicarse sin necesidad de apagar los equipos de enfriamiento. Estos
productos remueven el hielo y la escarcha, por lo que es vital mantener los pisos limpios y sin hielo, ya
que de esta forma también se previenen accidentes durante la operación

También podría gustarte