Está en la página 1de 4

9 dolores físicos que en realidad son

síntomas de un dolor emocional,


¿padeces alguno?
Descubre con cuál de tus emociones afectadas se encuentran relacionados tus dolores
físicos.
FACEBOOKTWITTEREMAILPINTEREST
MORE

Mariel Reimann

 Muchos de nuestros dolores físicos que no tienen una correlación con una
enfermedad o alguna condición médica, son el resultado de nuestra parte
emocional que se encuentra afectada.

 "Yo digo con frecuencia, que no puedes divorciar a tu salud de tus emociones.
Cada sentimiento que tienes afecta a alguna parte de tu cuerpo, y puede impactar
en tu salud física", explica la Dra. Mercola en su página web.
 De acuerdo con un estudio realizado en Finlandia, los investigadores le pidieron a
los 700 voluntarios procedentes de Taiwán, Suecia y Finlandia, que pensaran en
determinadas emociones y que luego pintaran el área de su cuerpo que habían
sentido que se activaba al pensar en esa emoción, en una silueta en blanco que
les habían entregado previamente.
 Lee5 formas infalibles de hacer que él sea quien te busque a ti todo el tiempo

 La conclusión del estudio fue que las personas, en su mayoría, sienten los mismos
lugares del cuerpo afectados de acuerdo con las mismas emociones.

 Nuestro cuerpo demuestra estos síntomas relacionados con la presión emocional


por la que estamos pasando, como un mecanismo de defensa para decirnos que
debemos detenernos en lo que sea que estamos haciendo, por que nos ha
empezado a dañar.

 Es importante que sepas que esta información no intenta dar un diagnóstico y que
ante cualquier problema de salud, debes recurrir a un especialista.

 1. Los dolores inexplicables de cabeza


 Estos dolores son a menudo relacionados con las personas que constantemente
están superando obstáculos. Una vida llena de desafíos constantes son capaces
de producir estos dolores.

 Es importante que encuentres tiempo para desconectarte de los problemas a


diario.

 2. El dolor de cuello
 En dolor inexplicable en el cuello, parece estar relacionado con los rencores, esos
sentimientos negativos de los que a veces no nos despojamos que comienzan a
estresarnos, y luego se convierten en un problema para nuestra salud.

 Ad ve rt i s em e nt
Report this ad

 3. Dolor de hombros
 Estos dolores se relacionan con el tipo de personas que por sus trabajos o
situaciones familiares son enfrentadas a diario tomar decisiones importantes, ya
sea para ellos mismos o por otros. Profesiones como la medicina, o la abogacía,
son algunos ejemplos de trabajos que enfrentan a las personas a tomar
decisiones, a veces de vida o muerte, por otros.
 4. La parte superior de la espalda
 Según los expertos en el tema, los dolores en esta parte de tu cuerpo estarían
relacionados con el amor, o más bien con el miedo a amar. También tendría que
ver con la falta de autoestima de auto aceptación.

 5. La parte baja de la espalda


 Estos dolores están vinculados con la parte materialista de las personas, y la falta
d habilidad de deshacerse de las cosas materiales, o la obsesión de siempre
querer tener más.

 6. El dolor en las manos


 Al parecer el dolor inexplicable en las manos, se relaciona con la falta de
interacción con los demás. Tiene que ver con una vida más bien aislada y sin
amistades.

 7. El dolor de cadera
 Los dolores de cadera se relacionan con el gran miedo a los cambios. Estas
personas son muy habitués de una rutina y forma de vida en particular, que en
realidad no los hace felices, pero sienten pánico a los cambios.

 8. El dolor de pantorrillas
 Los dolores que afectan a estas partes del cuerpo están relacionados con los
celos, con esos celos que de alguna forma se han convertido en una obsesión que
uno se niega a aceptar o ver de esa forma.

 9. El dolor en los pies


 Los dolores en los pies representan apatía y desesperación. Por lo general estas
personas tienen una gran carga en sus vidas. Se trata de problemas o situaciones
sin resolver que has venido arrastrando y ahora pesan tanto que no puedes más
con ellas.

 En todos los casos es importante que cualquier dolor o malestar físico sea
consultado con un médico, sin embargo, encargarte de tu estado emocional, es
igualmente importante. Trata de determinar cuáles son tus problemas, enfréntalos
busca una solución, y si no la tienen, entonces trata de relajarte y de ver la parte
positiva de lo que sí tienes.