Está en la página 1de 6

Proyecto de contrato colectivo

Concepción, cuatro de octubre de dos mil seis.

VISTO:
En el fallo en alzada se eliminan los motivos 9, 10 y 11. Se lo reproduce en lo
demás, y se tiene además presente en su lugar lo siguiente:

I.- EN CUANTO A LAS TACHAS:


1.- Que, el apoderado de la parte reclamante dedujo tacha en contra del
testigo Hugo Enrique Rubiño Moncada y también en contra del testigo Mario
Angel Canto González, en ambos casos por la causal prevista en el Nº6 del
Articulo 358 del Código de Procedimiento Civil, en razón a que tendrían
interés en el resultado del pleito, razón por la cual carecían de la imparcialidad
necesaria para declarar en este juicio.
2.- Que, de los dichos de los testigos cuestionados no se observa ningún
antecedente que permita a esta Corte sostener que tienen, en cada caso, un
interés particular, en el cual reporten ventajas personales. Por el contrario, han
manifestado solo un interés de carácter sindical, circunstancia que en ningún
caso configura la causal de inhabilidad invocada por la parte reclamante,
razón por la cual se rechazaran las tachas deducidas.
II.- EN CUANTO AL FONDO:
3.- Que, la parte reclamante y apelante dijo en su escrito de reclamación que
con fecha 3 de diciembre de 2003, el "Sindicato de Trabajadores de la
Empresa Jorquera Transportes S.A." presento un proyecto de contrato
colectivo, el cual fue respondido dentro de plazo, señalándose en lo pertinente,
que trece trabajadores que aparecían en la nomina presentada por la Comisión
Negociadora no pertenecían a dicha empresa y, por ende, no podían ser
incluidos en el proceso de negociación colectiva; y que respecto de tres
trabajadores por la empresa, se habría incurrido en un error tipográfico.
4.- Que, a su turno, el órgano publico reclamado sostuvo que la Comisión
Negociadora, conforme al articulo 331 del Código del Trabajo formulo
objeciones de legalidad a la respuesta presentada por la empresa, entre las que
se encontraba el rechazo a la observación en que solicitaba la exclusión de los
socios del sindicato señores Mario Acuña Escobar, Abel Uribe Albornoz,
Wilfredo Cid Chavez, Eduardo Gatica Cares, Juan Jara Cabrera, Hugo Lastra
Vallejos, Marcos Manriquez Castillo, Guillermo Silva Gómez, Nelson
Valdebenito Vallejos y Nestor Valdivia Altamirano, porque en su concepto
tenían el legitimo derecho de negociar colectivamente por estar ambos
empleadores estrechamente vinculados.
Frente a dicha observación y conforme a la disposición legal citada dicto la
resolución que ha sido objeto del reclamo y que rola en fojas 97.
Estima que no resultaba procedente reclamar judicialmente en contra de esa
resolución porque el articulo citado le otorga una competencia privativa,
restrictiva y excluyente.
5.- Que, el articulo 331 del Código del Trabajo establece, en lo pertinente,
que "recibida la respuesta del empleador, la comisión negociadora podrá
reclamar de las observaciones formuladas por este, y de las que le merezca la
respuesta, por no ajustarse estas a las disposiciones del presente código. La
reclamación deberá formularse ante la Inspección del Trabajo dentro del plazo
de cinco días contados desde la fecha de la recepción de la respuesta. La
Inspección del Trabajo tendrá igual plazo para pronunciarse, contado desde la
fecha de presentación de la reclamación". "La interposición del reclamo no
suspenderá el curso de la negociación colectiva".
6.-Que, la controversia radica, pues, en determinar si el procedimiento
descrito en el motivo anterior es de atribución exclusiva y excluyente de la
Inspección del Trabajo. Dicho de otro modo, lo que debe resolverse es si la
controversia de fondo, o sea, si determinados trabajadores pueden integrarse o
no a un proceso de negociación colectiva que no tienen suscrito contrato
individual de trabajo con el ente societario, que es parte en la negociación
colectiva con su respectivo sindicato, es de competencia exclusiva del órgano
fiscalizador.
7.-Que, por cierto, la Inspección del Trabajo no tiene facultades
jurisdiccionales, y siendo la controversia de fondo una cuestión netamente
jurídica, la resolución del conflicto escapa a la competencia del órgano
publico administrativo, debiendo, en consecuencia, ser resuelta por el tribunal
de justicia competente. Así, la Excma. Corte Suprema de Justicia ha dicho que
"afecta la libertad de contratación y el derecho de propiedad de la empresa, la
imposición que hace el órgano fiscalizador (Inspección del Trabajo), en orden
a pactar un contrato colectivo de trabajo, con personas no vinculadas
laboralmente con el empleador". (sentencia de 7.06.95, rol 24.877). También
señalo que la "objeción al proyecto de contrato colectivo formulada por el
recurrente, se debió a la inclusión de un grupo de trabajadores dependientes y
contrato vigente, de la empresa XXXX, materia cuya resolución escapa a las
atribuciones del articulo 331 del Código del Trabajo confiere a la Inspección
del Trabajo, puesto que se trataba de dilucidar si los trabajadores con contrato
vigente respecto de una empresa dotada de una individualidad legal
determinada, podían ser consideradas también como dependientes de otro ente
empresarial legalmente constituido, con el que no les ligaba contrato escrito,
en términos de concluir la procedencia o improcedencia de que ambos grupos
de trabajadores negociasen colectivamente y en conjunto. Es así como la
decisión de la recurrida, al disponer que los trabajadores de la empresa XXXX
negocien colectivamente con la de la empresa recurrente implica, como señala
en el recurso, establecer un nuevo vinculo laboral al margen de las normas
contenidas en los artículos 7º, 9º y 344 del Código del Trabajo, y asumiendo
una facultad jurisdiccional propia de los tribunales de justicia". (rol 4385-96,
protección).
8.-Que, en la forma relacionada, en concepto de estos sentenciadores, la
controversia planteada en autos no es de la competencia exclusiva y
excluyente de la Inspección del Trabajo, ya porque la materia debatida es una
cuestión de derecho; ya porque la resolución del órgano fiscalizador es
reclamable conforme lo autoriza el articulo 420, letra e) del Código del
Trabajo.
9.-Que, corresponde, ahora, decidir la cuestión de fondo, esto es, si los
trabajadores cuestiona dos por la reclamante pueden negociar colectivamente
con ella, formando parte del sindicato de la misma empresa.
10.- Que, para la decisión del asunto, es útil consignar que son hechos no
discutidos por las partes, los siguientes:
a) Que los trabajadores excluidos fueron contratados por don Victor Manuel
Jorquera Poblete;
b) Que don Victor Manuel Jorquera Poblete, tiene iniciación de actividades
ante el Servicio de Impuestos Internos con los giros de agricultor; de rentista
de bienes; de transporte de carga por carretera; y de ventas, servicios y
repuestos de maquinas agrícolas (fs. 39).
c) Que don Victor Manuel Jorquera Poblete es propietario de 18 camiones (fs.
1 a 18);
d) Que don Victor Manuel Jorquera Poblete es accionista de la empresa
"Jorquera Transportes S.A", en la que, ademas, ostenta el cargo de Gerente
General.
e) Que don Victor Manuel Jorquera Poblete arrendo 17 camiones a "Jorquera
Transportes S.A" ( fs. 51);
f) Que tanto don Victor Manuel Jorquera Poblete y "Jorquera Transportes
S.A" tienen domicilio en Longitudinal Sur Km. 509, Los Angeles.
11.- Que, el conflicto surge en el marco de la negociación colectiva entre
"Jorquera Transportes S.A" y el "Sindicato de Trabajadores Empresa Jorquera
Transportes S.A.", este ultimo ente en calidad de "sindicato de empresa".
Conforme al articulo 216 del Código del Trabajo, "sindicato de empresa" es
aquel que agrupa a trabajadores de una misma empresa. Un oficio ordinario de
la Dirección del Trabajo a dicho que "de la norma legal preinserta es posible
colegir que los sindicatos de empresa están formados exclusivamente por
trabajadores de una misma empresa, lo que autoriza para sostener que la
condición sine qua non para que se entienda que un trabajador pertenece a un
sindicato de empresa, consiste, precisamente, en laborar en esta en calidad de
dependiente. Por tal razón, entonces, si un dependiente pierde esta calidad,
pierde, a la vez, su calidad de socio de la organización sindical respectiva."
(ordinario 6127 de 14.12.98). En el mismo sentido, se dijo por la misma
entidad que "no resulta jurídicamente procedente, considerar, Conforme al
articulo 216 del Código del Trabajo, "sindicato de empresa" es aquel que
agrupa a trabajadores de una misma empresa. Un oficio ordinario de la
Dirección del Trabajo a dicho que "de la norma legal preinserta es posible
colegir que los sindicatos de empresa están formados exclusivamente por
trabajadores de una misma empresa, lo que autoriza para sostener que la
condición sine qua non para que se entienda que un trabajador pertenece a un
sindicato de empresa, consiste, precisamente, en laborar en esta en calidad de
dependiente. Por tal razón, entonces, si un dependiente pierde esta calidad,
pierde, a la vez, su calidad de socio de la organización sindical respectiva."
(ordinario 6127 de 14.12.98). En el mismo sentido, se dijo por la misma
entidad que "no resulta jurídicamente procedente, considerar, que diversas
sociedades que tienen la calidad de filiales de la Compañía S.A. forman con
esta una sola empresa para los efectos de las organizaciones sindicales y de
negociación colectiva". (ordinario 4523/217 de 5.08.94). Y, señalo, además,
que la "división de la empresa en diversas empresas, no habilita a los
trabajadores para afiliarse a un sindicato de empresa constituido en una
diferente a aquella en que prestan servicios. Encontrándose el sindicato de
empresa ligado a ella por definición, cabe convenir que, consiguientemente,
los trabajadores de una empresa integrada por elementos ya enunciados y que
posee una individualidad legal determinada, solo pueden pertenecer o afiliarse
al sindicato de esa empresa empleadora, no resultando conforme a derecho
que lo pueden hacer respecto de una organización sindical que tenga por base
otra empresa" (ordinario 235/13 de 13.01.94)
12.- Que, la reclamante, para acreditar los fundamentos de su reclamo,
acompaño certificado emanado del Servicio de Impuestos Internos, en el cual
consta que don Victor Manuel Jorquera Poblete tiene giro de agricultor; de
rentista de bienes; transporte de carga por carretera; y ventas, servicios y
repuestos de maquinas agricolas (fs. 39).
También acompaño certificado emanado del Servicio de Impuestos Internos,
en el cual consta que "Jorquera Transportes S.A" tiene giro de transporte de
carga por carretera; y deposito y almacenamiento y otros servicios. (fs. 42).
Asimismo, acompaño los estatutos sociales de la sociedad "Jorquera
Transportes S.A", antes "Sociedad de Transportes Jorquera Limitada". ( fs. 10
a 38).
13.- Que, con los instrumentos indicados en el motivo anterior, apreciados de
acuerdo a las reglas de la sana critica, permiten a esta Corte sostener que la
empresa individual Victor Manuel Jorquera Poblete y la empresa "Jorquera
Transportes S.A." son dos entes perfectamente separados, con individualidad
jurídica distinta, mas aun cuando esta ultima es una sociedad de capitales en la
que no existe la "afectio societatis".Una y otra integra perfectamente la
definicion de empresa que al efecto proporciona el articulo 3 del Código del
Trabajo. Ambas tienen diversos giros o actividades económicas, y solo tienen
en común el transporte terrestre de carga.
Por consiguiente, los trabajadores que tienen convenido contratos individuales
de trabajo con el empresario individual Víctor Manuel Jorquera Poblete, no
pueden negociar colectivamente con la empresa "Jorquera Transportes S.A."
formando parte del "Sindicato de Trabajadores Empresa Jorquera Transportes
S.A.", ni de ninguna otra forma forma, puesto que no son trabajadores de esta
ultima sociedad. Aceptar lo contrario significaría introducir una forma no
autorizada por la ley al régimen de contratación y de termino de los contratos
individuales; significaría un grave atentado del derecho de administrar en
ambas empresas, sobre en todo en el ámbito tributario- contable, en donde,
por ejemplo, no habría certeza en que empresa se rebajarían, a titulo de gastos,
las remuneraciones de los trabajadores cuestionados.
14.- Que, lo razonado anteriormente no se ve alterado por los dichos de los
testigos presentados por ambas partes.
Por estas consideraciones y disposiciones legales citadas, se revoca la
sentencia definitiva de cuatro de octubre de dos mil cuatro, escrita en fojas
226 a 229 vuelta; y en su lugar se declara:
a) Que, no se hace ha lugar a las incidencias de tacha promovidas por la parte
reclamante en fojas 199 y el fojas 203, sin costas;
b) Que, se hace lugar a la reclamación deducida en lo principal del escrito de
fojas 102 y, en consecuencia, los efectos de la resolución Nº1 de 2 de febrero
de 2004, suscrita por doña Luisa Villanueva Benavides, Inspectora Provincial
del Trabajo del Bio Bio, que ordenaba incorporar a la negociación colectiva de
la empresa "Jorquera Transportes S.A." y el "Sindicato de Trabajadores de la
Empresa Jorquera Transportes S.A." con los trabajadores Mario Acuña
Escobar, Abel Uribe Albornoz, Wilfredo Cid Chavez, Eduardo Gatica Cares,
Juan Jara Cabrera, Hugo Lastra Vallejos, Marcos Manriquez Castillo,
Guillermo Silva Gomez, Nelson Valdebenito Vallejos y Nestor Valdivia
Altamirano, no le son aplicable a la empresa reclamante;
c) Que, cada parte pagara sus costas.
Regístrese y devuélvase.

Redacto don Jorge Eduardo Caro Ruiz, Abogado Integrante.


Se deja constancia que los miembros del Tribunal hicieron uso de la facultad
prevista en el articulo 82 del Código Orgánico de Tribunales, por separado.

Rol Nº 4069-2005
--
MARIO ENRIQUE AGUILA INOSTROZA
Abogado U. Católica de Chile
http://aucia.cl
Puerto Montt