Está en la página 1de 4

UNIVERSIDAD DE GALILEO

Doctorado en Administración de Empresas y Capital Humano.


Nombre del Curso: Técnicas de Investigación en Recursos Humanos
Facilitadora: Dra. Regina Rivera Zaldaña.

ENSAYO NUMERO 1
LOS PRESUPUESTOS TEORICOS DE LA
EPISTEMOLOGIA COMPLEJA

Helmuth Roderico Yat Paáu


Carnet: 18012572

Guatemala, Marzo 13 del año 2019.


Los presupuestos teóricos de la Epistemología compleja

El documento leído de Jorge Karel Leyva Rodríguez, la investigación bibliográfica


plasmado en su ensayo se basa fundamentalmente en las teorías vertida por
Edgar Morin, uno de los pensadores más importantes de la época, está guiada por
la preocupación de un conocimiento que no esté mutilado ni dividido, que sea
capaz de abarcar la complejidad de la realidad objetiva, respetando lo singular y a
la vez que lo integra en su conjunto.

El pensamiento complejo señala que, es un tejido de eventos, acciones e


interacciones, la complejidad reaparece al mismo tiempo, como una necesidad de
captar la multidimensionalidad, las interacciones, las solidaridades, entre los
innumerables procesos, es un modo de pensar, el pensamiento complejo se crea
en el mismo caminar y nunca es un pensamiento completo, no puede serlo porque
es un pensamiento articulante y multidimensional, es una aventura y un desafío.

El pensamiento complejo debe de realizar la rotación de la parte al todo, del todo a


la parte, de lo molecular a lo molar, de lo molar a lo molecular, del objeto al sujeto
y del sujeto al objeto, pero también se sabe que existen dos tipos de ignorancia, la
del que no sabe y quiere aprender y la ignorancia más peligrosa de quien cree que
el conocimiento es un proceso lineal y acumulativo, por lo tanto la complejidad
afecta sobre todo a nuestros esquemas lógicos de reflexión y nos obliga a una
redefinición del papel de la epistemología.

El pensamiento complejo es necesario porque, es otro estilo de pensamiento y


acercamiento a la realidad, muestra otros modos de usar la lógica, rompe con la
dictadura del paradigma de la simplificación, pensar de forma compleja es
pertinente porque allí es donde nos encontramos con la necesidad de articular,
relacionar y contextualizar. En efecto existe complejidad mientras sean
inseparables los componentes diferentes que constituyen un todo, como lo
económico, lo político, lo sociológico, lo psicológico, lo afectivo y lo mitológico y se
encuentre un tejido interdependiente, interactivo e interretroactivo entre las partes
y el todo y el todo las partes.

El pensamiento complejo puede considerarse como una nueva epistemología,


abierta y compleja. La epistemología compleja tendrá una competencia más vasta
que la epistemología clásica, aunque sin disponer no obstante de fundamento, de
puesto privilegiado, ni de un poder unilateral de control, estará abierta porque tiene
la necesidad de encontrar un punto de vista que pueda considerar nuestro propio
conocimiento como objeto de conocimiento. Que no constituya el centro de la
verdad, sino que gira alrededor del problema de la verdad, pasando de
perspectiva y, de verdades parciales a verdades complejas.

La epistemología compleja explica la naturaleza del conocimiento científico


clásico, tiene el papel de explicar lo visible complejo y lo invisible simple, con esto
se refiere a que se rige por diversas leyes científicas las cuales se obtienen
examinando la instancias más simple de diversos fenómenos (Método científico).
Con estas leyes el ser humano trata de entender la realidad objetiva (Lo
complejo), y la intención es aplicar estas leyes a todo lo que estudiamos. Este
proceso requiere separar, desunir y reducir los objetos sometidos a estas leyes
(Los fenómenos que estudiamos) lo cual nos introduce en la problemática de la
complejidad.

Por lo escrito anteriormente, no hay fenómeno simple, por lo que simplificar no es


la mejor manera de estudiarlo. La razón de esto es que por más simple que nos
parezca un hecho, siempre tiene detrás una complejidad asombrosa, el
conocimiento no tiene un punto de partida y ni un término, sino que es una espiral
sin termino. Hay que estudiar los fenómenos, los hechos y las cosas no solo
separadas, sino examinar en su conjunto con el ambiente a que pertenecen y del
cual se nutren, por lo tanto hay que enfocarse en la complejidad.